Está en la página 1de 4

EL CORDERO DE DIOS

Visita mi Blog http://godsaffairs.blogspot.com para encontrar este y otros


artículos del mismo género. Además te invito a que me escribas allí tus
comentarios o bien te comuniques conmigo a mi correo electrónico
godisholly@gmail.com. Que Dios te bendiga y te cuide!

Para cualquiera de nosotros que fuimos criados en la iglesia cristiana, sin


importar su denominación ( Católica Romana, Ortodoxa, Anglicana, Protestante,
etc.), la frase “El Cordero de Dios” la hemos oído siempre en la misa dominical,
por lo que deberíamos estar bien familiarizados con ella...

...pero acaso la entendemos realmente?

Sabemos realmente su significado?

Muchos de nosotros habremos pensado que quizás se trate de una metáfora, o


quizás una frase para describir a Yeshua (Jesús) como el hombre pacífico y
benevolente que Él fue durante sus años de enseñanza de la palabra en Israel, o
sencillamente un título que alguien le adjudicó en algún momento de la historia.
La verdad es que muchos de nosotros no sabemos lo que significa y, para ser más
realista aún, a muchos de nosotros ni siquiera nos ha importado conocer su
significado. Nosotros la repetimos y la cantamos en la misa del domingo y
sencillamente la dejamos pasar como tantas otras cosas que se repiten en misa
porque es parte de lo que se repite y se dice, y eso es todo!... y entonces el
sacerdote o el pastor dice: ESTE ES EL CORDERO DE DIOS QUE QUITA EL PECADO DEL
MUNDO, y solo lo oímos diciéndolo, pero no lo escuchamos, porque para muchos de
nosotros esta frase no significa nada. Es importante que el lector entienda que
“oír” es el mero resultado de nuestra capacidad auditiva de percibir los sonidos a
través de nuestros oídos, mas “escuchar”, en contraste, es poner atención en lo
que se oye.

Muchos de ustedes, mis queridos lectores, se sorprenderían si les dijera que


esta frase contiene la esencia verdadera y plena de nuestra fe cristiana y más
aún, es la llave que nos lleva a la vida eterna en el Reino de Dios.

Les suena esto como que estoy exagerando?

Para ser sincero con ustedes, yo tampoco sabía el significado real y


profundo de esta frase hasta hace poco tiempo, mas cuando la entendí me conmoví
muchísimo. Pero para entender su significado real necesitamos saber y ponernos al
tanto de lo que Dios mismo le ordenó a Abraham, Moisés y a otros líderes judíos,
para que instruyeran a Su Pueblo en lo concerniente a limpiar sus pecados
periódicamente.

Lev 14:25 Luego degollará el cordero de la ofrenda por la culpa, y el


sacerdote tomará de la sangre de la ofrenda por la culpa y la pondrá sobre el
lóbulo de la oreja derecha del que ha de ser purificado, sobre el pulgar de su
mano derecha y sobre el pulgar de su pie derecho.

Este es un pasaje del libro de Levítico correspondiente a la Torah o Ley


Mosáica (Antigüo Terstamento), uno de los tantos pasajes bíblicos que hacen
referencia a la ofrenda de sacrificio animal ordenada por Dios para el perdón de
los pecados. Esto es precisamente lo que los Hebreos solían hacer en la búsqueda
del perdón de Dios por sus pecados, de acuerdo a Sus mismas instrucciones. Pero
existen aún más instrucciones precisas que los Hebreos debían cumplir en relación
con la ofrenda de sacrificio. Entrre ellas, las dos más importantes son, 1) El
animal a ser ofrecido en sacrificio debía ser un varón sin defecto alguno (sin
mancha), y 2) debía ser un sacrificio con derramamiento de sangre, tal como
podemos ver en los siguientes versículos, también extraídos del libro de Levítico:

Lev 1:3 "Si su ofrenda es un holocausto del ganado, ofrecerá un macho sin
defecto; lo ofrecerá a la entrada de la tienda de reunión, para que sea aceptado
delante del SEÑOR.
Lev 1:4 "Pondrá su mano sobre la cabeza del holocausto, y le será aceptado para
hacer expiación por él.
Lev 1:5 "Entonces degollará el novillo delante del SEÑOR; y los sacerdotes hijos
de Aarón ofrecerán la sangre y la rociarán por todos los lados sobre el altar que
está a la entrada de la tienda de reunión.
Lev 1:10 "Mas si su ofrenda para holocausto es del rebaño, de los corderos
o de las cabras, ofrecerá un macho sin defecto.
Lev 1:11 "Y lo degollará al lado norte del altar, delante del SEÑOR; y los
sacerdotes hijos de Aarón rociarán la sangre sobre el altar, por todos los lados.

Si ustedes, mis queridos lectores, son de aquellos que han leído las
Escrituras a través de todo el Antigüo y Nuevo Testamentos y todavía no están
claros acerca de su significado o sus mensajes reales, no se sientan mal. No es su
culpa. La culpa es de las misconcepciones del hombre y de sus errores, ya que
justo después de la destrucción del Templo de Jerusalén en el año 70 AD por parte
de los romanos, sumado al posterior Concilio de Nicea de la emergente Iglesia
Cristiana y, la consecuente traducción del Tanah (lo que llamamos hoy día Antigüo
Testamento) y los posteriores evangelios, al griego y del griego a otros idiomas,
el concepto global de esta frase y de muchos otros pasajes de la Biblia es
imposible de entender, debido a que fue sustraído de su contexto Bíblico-Histórico
y luego, fue explicado y reconceptualizado por las autoridades de la nueva iglesia
de una manera completamente diferente con respecto a su contexto original y real.

Tal y como podemos leer en los vesículos de Levítico arriba escritos, vemos
que cada familia tenía que entregar un cordero a las autoridades del Templo
(Sacerdotes); entonces los Sacerdotes observaban a esos corderos para confirmar
que en efecto, eran todos machos y sin defectos y, entonces, en el día de Pascua
(Passover), ellos mataban a los corderos como ofrenda de sacrificio de sangre por
el perdón de los pecados.

No fue por accidente o coincidencia que Yeshua (Jesús) tuviera exactamente


el mismo destino que los corderos para el sacrificio: Él fue entregado como un
cordero por los Judíos, fue encontrado sin ninguna culpa o pecado (sin defecto) y
entonces, fue sacrificado, exactamente como los corderos en el Templo.

Es curioso y también, definitivamente no por casualidad, el hecho de que a


pesar de que Él murio en el madero por las razones que ya sabemos, los dos
soldados romanos encargados de su ejecución decidieron traspasarle una lanza en su
costado para serciorarse de su muerte, cumpliendo así, una vez más, el papel del
sacrificio con derramamiento de sangre.

Él murio como el Cordero de Sacrificio, de tal manera que, si la ofrenda de


sacrificio de un cordero habría sido suficiente para que Dios perdonara los
pecados de un individuo o una familia, que tanto más podrá hacer el sacrificio de
Yeshua para que nuestros pecados sean perdonados?

NUESTROS PECADOS YA HAN SIDO PERDONADOS DESDE ENTONCES Y PARA SIEMPRE


GRACIAS A ESTA OFRENDA DE SACRIFICIO Y MUERTE. Es por esto que Él es EL CORDERO DE
DIOS QUE QUITA EL PECADO DEL MUNDO!!!

Entonces, Yeshua murio igual que un cordero de sacrificio por el pecado,


como un cordero sacrificado por el perdón de nuestros pecados; pero Él era hombre
y también era el Hijo de Dios, por lo que su muerte fue el más grande y
significativo sacrificio por nuestros pecados, El Cordero De Dios, Su propio Hijo,
el cual fue sacrificado por los hombres para el perdón de sus pecados de una vez y
para siempre.

Pueden entender ahora cuánto poder y significado tiene todo esto? Dios mismo
envió a Su propio y amado Hijo entre nosotros, para instruirnos, para dejarnos
mediante el ejemplo su definitivo mensaje de amor y finalmente, para otorgarnos el
acceso a Su Reino, un Reino que existe más allá de este mundo físico y que
trasciende el entendimiento humano.

Ahora, después de haber explicado el significado real de la muerte de Yeshua


en el madero, ustedes podrán empezar a enterder la verdad y la profundidad de Su
sacrificio. Dios nos ama tanto, pero tanto, que después de darnos sus
instrucciones (Torah) para vivir nuestras vidas de manos de Moisés, y habernos
guiado, y habernos corregido, y haber hecho todo lo posible para que fuéramos
santos, Él sabía que nosotros éramos y somos imperfectos por naturaleza, así que
decidió enviar a Su Hijo para que muriera por nosotros como el Cordero del Eterno
Sacrificio, EL CORDERO DE DIOS, para que así nuestros pecados fueran perdonados
por siempre...

...Y todo esto sólo porque Él nos ama tanto!!!

Como pudieron darse cuenta mientras leían este artículo, me he tomado el


tiempo de repetir algunas frases y oraciones, una y otra vez. Lo hice
intencinalmente para que ustedes lectores pudieran entender y asimilar con
profundidad todo lo que les quiero hacer entender hasta que cale en sus huesos.
También hice énfasis en algunas oraciones muy significativas, escribiéndolas en
LETRAS MAYÚSCULAS, para que ustedes se enfocaran en ellas. Pido al Todopoderoso
que ustedes endiendan a plenitud que todo lo aquí expuesto NO ES un tipo de
explicación idealística, metafórica o filosófica acerca del verdadero y único
significado de la muerte de Yeshua! Sino que, por el contrario, es el recuento MÁS
RELISTA e HIST”RICAMENTE PRECISO de lo que Dios y Su Hijo Yeshua hicieron por
todos nosotros!!

Y más aún, todo esto es explicado ahora ante ustedes dentro de su contexto
Bíblico-Histórico real, descubriendo las Raíces Hebreas de los hechos, para que
ustedes puedan ahora verlo dentro del completo espectro de realidad y lógica y
comprender todo lo que pasó, cómo pasó y por qué pasó de esa manera, y el
impactante significado que ha comenzado a tener peso real en nuestras mentes,
corazones y almas como nunca lo había hecho antes.

Mis apreciados lectores, yo no sé lo que puedan ustedes estar pensando


acerca de todo lo que he expuesto en este artículo, pero cuando yo descubrí este
significado tan profundo y real, sentí tal conmoción que rompí a llorar, porque
entonces entendí finalmente que Yeshua se entregó y murió voluntariamente por mis
pecados. No importa qué tan malo y pecador haya sido o sea hoy día, porque a
través del sacrificio que sufrió, Él me otorgó el acceso Su Reino, al Reino de
nuestro verdadero y único Dios YAHVEH, Aquel que tanto nos ama. Yo no soy nada
comparado con toda Su creación, soy sencillamente una persona que vive una vida
corta entre billones de personas que han vivido a través de toda la historia y que
viven en la actualidad, pero Él me (nos) ama tanto y me (nos) quiere a su lado en
Su Reino con tanto fervor, que envió a Su Hijo para que muriera por mí (nosotros),
y así ser perdonado y eventualmente poder vivir el resto de mi (nuestras) vida(s)
en Su Presencia Santa y Gloriosa. Esto significa tanto para mí, que quise
compartir este gran sentimiento de regocijo con todos ustedes, con la esperanza de
que ustedes comenzaran a sentirlo también.
Ahora bien, consideren todo esto como us As en su manga, ya que todavía
debemos jugar este juego viviendo de acuerdo a Sus reglas e instrucciones. Sí,
Dios ya nos ha dado la gracia del perdón por nuestras transgresiones, pero Él
demanda que nosotros vivamos de acuerdo a sus leyes y así, vivir nuestras vidas en
santidad. Esto significa que debemos vivir nuestras vidas en concordancia con sus
instrucciones y seguilas lo mejor que podamos, para entonces hacer buen uso de ese
precioso As.

Afortunadamente, Dios nos ha dado las instrucciones a seguir para vivir tan
apegados a ellas como sea posible, pero dado que esta información es tan
importante y vital para nosotros, le dedicaré un artículo completo a este tema.

A Él todo honor y toda gloria por siempre jamás!

GEORGE TOKAREW