Está en la página 1de 16

SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.

1408 18/3/08 09:14 Página 3

LA SAGRADA FAMILIA
De De
entrada
Deentrada
entrada


Queridas De entrada
familias:
2
en este número

EL SACRAMENTO DEL MATRIMONIO


7. La comunión en la vida divina,
cimiento del amor conyugal.
L a segunda encíclica del papa Benedicto XVI, «Spe salvi» (30.11.07) es una
síntesis teológica y bíblica de la esperanza cristiana puesta en diálogo
con la filosofía y el progreso contemporáneo. Tras su primera encíclica
3 «Deus caritas est» (Dios es amor) publicada en enero de 2006 (La Sagrada
DE ENTRADA...: Familia, n. 1401, marzo-abril 2006) el Papa muestra qué es la esperanza
Queridas familias. cristiana, citando a San Pablo: «En esperanza fuimos salvados» (Rom 8, 24).
4 El texto, breve y de fácil e interesante lectura, es un recorrido histórico
La batalla de nuestro tiempo. en el que el Papa evoca la vida de los primeros cristianos y de otros hombres
y mujeres que, a lo largo de la historia, han descubierto y experimentado
5 que conocer y amar a Jesucristo libera, que la vida no acaba en el vacío, que la
La tarea urgente de la educación.
existencia puede apoyarse en la certeza de un futuro que empieza ya ahora.
6 La fe nos da la «sustancia» de la esperanza que no es sino la vida eterna,
MANYANET: BOLETÍN INFORMATIVO. la plenitud del ser y de la alegría, el conocimiento de Dios que empieza ya aquí.
7 «Yo soy definitivamente amada, suceda lo que suceda; este gran Amor me
NOTAS DE PSICOLOGÍA FAMILIAR espera», decía la santa sudanesa Giuseppina Bakhita, cuyo ejemplo recuerda
La juventud que queremos... el Papa al subrayar que Jesús no trajo un «mensaje socio revolucionario»,
o la que el mundo necesita. «no era un combatiente por una liberación política», trajo «el encuentro con
8 el Dios vivo» capaz de ofrecer al hombre y a la mujer una esperanza mucho
NAZARENUM más fuerte que los sufrimientos y de transformar desde dentro la vida
Un centro de la Sagrada Familia y el mundo.
para las familias.

9-11
ASOCIACIÓN
F rente a las desilusiones vividas por la humanidad en los últimos tiempos
y el fracaso de las grandes ideologías, el Papa destaca que el marxismo
«ha olvidado al hombre y ha olvidado su libertad. Ha olvidado que la libertad
DE LA SAGRADA FAMILIA
Diálogos en familia: Actitud es siempre libertad, incluso para el mal. Creyó que, una vez solucionada
cristiana ante la inmigración. la economía, todo quedaría solucionado»; cambiaron la «fe en Dios» por la «fe»
en el progreso y la confianza ilimitada en la razón olvidando que el hombre
12 no es sólo producto de la economía, no es sólo materia y no puede ser curado
ESPOSOS Y SANTOS
Santa Catalina de Génova. sólo desde fuera. Con respecto al mito según el cual el hombre pude ser
redimido por la ciencia recuerda que, si bien ésta puede contribuir mucho
13-14 a la humanización del mundo, también puede llevar a la destrucción de la
La esperanza es la eternidad
humanidad pues el progreso no puede entenderse sólo como dominio de
temporal. Al entorno de Spe salvi
de Benedicto XVI. la naturaleza, sino también como avance en la ética y, por lo tanto, en la
libertad. Y es que, en el fondo, el hombre sólo puede ser salvado por el amor
15 («no es la ciencia la que redime al hombre, el hombre sólo puede ser redimido
En familia...
por el amor»), por «Alguien» que se entrega para siempre.
16
«MÁRTIRES POR LA FAMILIA.»

17
L os «lugares» de aprendizaje de la esperanza son, señala Benedicto XVI,
la oración («Cuando ya nadie me escucha, Dios todavía me escucha.
Cuando ya no puedo hablar con ninguno, ni invocar a nadie, siempre puedo
XII Taller de pasatiempos hablar con Dios»); el «actuar» («La esperanza en sentido cristiano es siempre
para hacer en familia. esperanza para los demás. Y es esperanza activa, con la cual luchamos para
18 que las cosas no acaben en un final perverso»); el sufrimiento («Lo que cura
ÚLTIMA PÁGINA al hombre no es esquivar el sufrimiento y huir ante el dolor, sino la
El Padre Pío de Pietrelcina. capacidad de aceptar la tribulación, madurar en ella y encontrar en ella un
sentido mediante la unión con Cristo, que ha sufrido con amor infinito»);
VISÍTENOS EN INTERNET y el juicio de Dios («Sí, existe la resurrección de la carne. Existe la justicia»).
www.lasagradafamilia.net Siempre nos queda la esperanza que no defrauda: Dios.
E-mail: srevista@lasagradafamilia.net J. D. A.

N. O 1411 — MARZO - ABRIL • 3


SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 4

Juan Manuel de Prada,

LA BATALLA Publicado en ABC, 10.12.07

DE NUESTRO TIEMPO
tuye algo más que un derecho esencial e inviolable del
N os enseña Chesterton que sólo quienes nadan a contra-
corriente saben que están vivos; tal vez dejarse llevar
por la corriente sea más plácido y descansado, pero uno co-
hombre, puesto que sin reconocimiento de la vida el Dere-
cho mismo carecería de sentido. La vida genera Derecho, es
rre el riesgo de convertirse en sustancia inerte sin siquiera el manantial del que el Derecho mismo nace. Una sociedad
advertirlo. Las grandes batallas del pensamiento, los avan- que no respeta la vida es una sociedad sin Derecho.
ces que han ensanchado el horizonte humano, siempre se La protección de la vida nos impone la execración de la
han librado a contracorriente; y, por ello mismo, han causa- pena de muerte, despierta nuestra conciencia social, ali-
do multitud de bajas y defecciones entre sus defensores. menta nuestros deseos de paz y concordia: la vida nos re-
Pero hay causas a las que merece la pena entregarse contra- clama, la vida nos interpela, la vida nos exige su constante
riando el espíritu de los tiempos, sabiendo que en nuestro e intransigente vindicación, frente a quienes pretenden con-
afán cosecharemos indiferencia, desdén o franca animad- vertirla en un bien supeditado a otros intereses. La misión
versión; pues, si renunciáramos a hacerlo, simplemente de- de un auténtico defensor del progreso humano consiste en
jaríamos de ser humanos. La gran batalla de nuestro tiem- defender la vida frente a la muerte y en luchar para que la
po, el frente donde se dirime la supervivencia de nuestra vida de los indefensos mejore, hasta alcanzar las cotas de
humanidad, se llama aborto; y es ahí donde debemos expo- dignidad que su condición humana exige. ¿Acaso existe
nernos quienes deseamos nadar a contracorriente. vida más indefensa e inerme que la vida gestante? ¿Cómo
Declararse sin ambages contrario al aborto constituye se puede rechazar la pena de muerte y al mismo tiempo
en nuestra época una suerte de oprobio social: al antiabor- aceptar el aborto? ¿Cómo se puede sentir un impulso de
tista se le moteja de ultraconservador, de integrista religio- piedad hacia quienes sufren hambre o persecución o cual-
so y no sé cuántas sandeces más. Se trata de una caracteri- quier tipo de abuso si no nos apiadamos antes de esas vidas
zación rocambolesca que, sin embargo, ha adquirido carta a las que arrebatamos su destino?
de naturaleza en el Matrix progre. Nunca he entendido Toda defensa del hombre que no se sostenga sobre la
cómo alguien que se proclama «progresista» pueda defen- condena del aborto es una casa erigida sobre cimientos de
der el aborto; se supone que quienes postulan el progre- arena. Tal vez nos sirva para mantener en pie el tinglado
so del hombre deberían por ello mismo declararse obstina- de la farsa y fingir que seguimos siendo humanos; pero, sin
dos defensores de la vida. La protección de la vida consti- saberlo, ya nos hemos convertido en sustancia inerte que la
corriente arrastra. Sólo en una sociedad de hombres inertes
podría aceptarse un crimen de esta magnitud. Y aquí con-
vendría especificar que tan culpables son quienes lo perpe-
tran o defienden como quienes con su silencio o indiferen-
cia lo amparan. El crimen del aborto arroja ante nuestros
ojos la pesadilla de una sociedad caníbal, saturnal, que de-
vora a sus propios hijos, entregada a una orgía de muerte.
No puede haber orden social justo allá donde la vida no es
protegida obstinadamente; no puede ni siquiera haber orden
humano, porque sólo somos hombres cuando combatimos
la muerte, cuando hacemos de la vida nuestro más denoda-
do afán, nuestra vocación primera e incondicional.
Esta es la gran batalla de nuestro tiempo: una batalla que
nuestro tiempo no desea librar por cobardía, por comodidad,
por orfandad de convicciones morales; pero acaso por ello
mismo la batalla más hermosa e irrenunciable. Una batalla
a la que debemos entregarnos como quien nada a contra-
corriente, sabiendo que tal vez nos agotemos en un braceo
extenuador, sabiendo que tal vez no alcancemos la orilla.
Pero otros tomarán nuestro relevo. Y, mientras dure
la batalla, al menos sabremos que estamos vivos,
irradiando vida en un mundo acechado por la muerte.

4 •
SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 5

Carta del Papa Benedicto XVI

LA TAREA URGENTE
DE LA EDUCACIÓN:
«Educar para el bien es posible»
El jueves, 24 de enero de 2008, se hizo pública una carta del
Papa dirigida a la diócesis y a la ciudad de Roma sobre la ta-
rea urgente de la educación. Ya en el Angelus del domingo 20,
con ocasión de la Jornada de la escuela católica, que la dióce-
sis de Roma celebraba ese día, el Santo Padre había instado
a los padres, profesores, dirigentes y alumnos de las escuelas
católicas, a perseverar, a pesar de las dificultades que se en-
cuentran, en la tarea de «poner el Evangelio en el centro de
un proyecto educativo que tienda a la formación integral de la
persona humana». El sábado 23 de febrero se distribuían en
Roma más de un millón de ejemplares reiterando la invitación
a no resignarse ante el descenso de los niveles educativos.

E n la carta, fechada el 21 de enero, Benedicto XVI afirma


que la educación «parece ser cada vez más difícil. (...) Por
eso, se habla de una gran “emergencia educativa”, debido a
que a menudo nuestros esfuerzos por formar personas sólidas,
capaces de colaborar con los demás y de dar un sentido a la
propia vida terminan en fracasos». Por otra parte, «se habla de
una “fractura entre las generaciones”, que ciertamente existe ción educativa es ante todo el encuentro entre dos libertades
y pesa, pero que es el efecto, más que la causa, de la falta de y la educación lograda es una formación al uso correcto de la
transmisión de certezas y de valores». libertad. (...) Debemos aceptar el riesgo de la libertad, perma-
El Papa escribe que entre los padres y profesores existe «la neciendo siempre atentos a ayudar a los jóvenes a corregir
tentación de renunciar» a la educación «y sobre todo el riesgo ideas o decisiones equivocadas».
de no comprender ni siquiera cuál es su papel. (...) En realidad, «La educación no puede prescindir del prestigio que hace
existe una mentalidad y una forma de cultura que llevan a dudar creíble el ejercicio de la autoridad, (...) que se conquista sobre
del valor de la persona humana, del significado mismo de la todo con la coherencia de la propia vida», escribe el Santo Pa-
verdad y del bien, y en último término, de la bondad de la vida». dre, subrayando a continuación cómo es «decisivo el sentido
Frente a todas estas dificultades, «que no son insupera- de responsabilidad, (...) en primer lugar personal, si bien hay
bles», añade el Santo Padre, «¡no temáis!. (...) Los valores más una responsabilidad que todos compartimos».
grandes del pasado no pueden ser simplemente heredados; de- En este sentido, Benedicto XVI observa que «la orientación
bemos hacerlos propios y renovarlos a través de una decisión general de la sociedad en que vivimos y la imagen que trans-
personal, que a menudo es costosa». «Sin embargo, cuando se mite a través de los medios de comunicación ejercen un gran
tambalean los fundamentos y faltan las certezas esenciales, influjo en la formación de las nuevas generaciones, para bien
aquellos valores se necesitan de modo urgente. Concretamen- pero a menudo también para mal», y recuerda que «la sociedad
te, hoy aumenta la exigencia de una educación que sea real- no es, sin embargo, una abstracción; la formamos nosotros».
mente tal». La piden los padres, tantos profesores, «la socie- Por último, el Santo Padre se refiere a la esperanza —tema de
dad en su conjunto, (...) los mismos chicos y jóvenes, que no su última encíclica a la que dedicamos el tema central de la pre-
quieren que se les abandone frente a los desafíos de la vida». sente revista— como «alma de la educación» y señala que «hoy
Tras poner de relieve que «puede ser útil individuar algu- nuestra esperanza se ve amenazada por distintas partes y corre-
nas exigencias comunes de una auténtica educación», Be- mos el peligro de convertirnos, como los antiguos paganos, en
nedicto XVI señala que «ésta tiene sobre todo necesidad de seres humanos “sin esperanza y sin Dios en este mundo”».
aquella cercanía y de aquella confianza que nacen del amor». «En las raíces de la educación —concluye— hay una crisis
«Sería, por tanto, pobre una educación que se limitase a dar de confianza en la vida. La esperanza que apunta a Dios no es
nociones e informaciones, pero que dejase a un lado la gran nunca esperanza sólo para sí mismo, es siempre esperanza para
cuestión acerca de la verdad, sobre todo aquella verdad que los demás: no nos aísla, sino que nos hace solidarios en el bien,
puede guiar nuestra vida». El Papa afirma que el punto más nos estimula a educarnos recíprocamente en la verdad y
delicado de la tarea educativa es «encontrar un justo equili- el amor». Educar para el bien es posible, lo cual no sig-
brio entre la libertad y la disciplina», y explica que «la rela- nifica que sea fácil. Ánimo a todos los educadores.

N.N.
O O
1375
1411——E MARZO
N E R O - F E- ABRIL
BRERO • 5
SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 6

JOSEP CALASSANÇ SAN JOSÉ MANYANET,


Y JOSEP MANYANET PROFETA
E l pasado día 16 de octubre de 2007 se bendi-
jo una imagen de San José Calassanç (Peral-
DE LA FAMILIA
ta de la Sal 1557 - Roma 1648) en la basílica pa- (Barcelona, CPL 2007)
rroquial de la Virgen de Valldeflors en Tremp
entro de la «Colección Santos y San-
para recordar el trabajo pastoral que el santo rea-
lizó en la villa durante los años 1589-1591. D tas», con el número 132, Josep Ro-
ca ha publicado la biografía de San José
Josep Calassanç era familiar del obispo An-
drés Capella y el 28 de junio de 1589 fue nom- Manyanet, que en nueve breves capítu-
brado visitador de los arciprestazgos de Tremp, los recorre todo su itinerario humano,
Sort, Tírvia y Cardós, y el día 1 de julio del mis- apostólico y espiritual. Pone de relieve
mo año, fue nombrado arcipreste de Tremp. Mo- su vocación de fundador de una congre-
sén Calassanç, por delegación del obispo, gozaba gación con dos ramas, su carisma para
de plenos poderes de jurisdicción eclesiástica presentar a la Sagrada Familia a la so-
para el arciprestazgo de Tremp y cada una de sus ciedad de hoy y sus desvelos por la for-
parroquias, y tenía también plenos poderes como mación de la familia, principalmente por
señor temporal en este territorio, pues el obispo medio de la educación e instrucción ca-
de Urgel era señor eclesiástico y civil de Tremp tólica de la niñez y juventud.
y de las otras poblaciones del obispado. Hay una selección de textos que re-
Desde el 25 de septiembre de 1589 formó par-
flejan su pensamiento, un resumen de la
te de la Cofradía de la Virgen de Valldeflors que
se había fundado en 1553. Bula de la Canonización del papa Juan
San José Calassanç siguió después otros cami- Pablo II y dos oraciones al santo pidién-
nos. Llegado a Roma para hacer carrera eclesiás- dole que «ayude a nuestras familias pa-
tica, quedó impresionado por la miseria de los ni- ra que sean lugares de crecimiento en la
Imagen de San José Calassanç (Tremp
ños y principió una red de escuelas gratuitas que 2007). vida humana y cristiana». Hay edición en
sería el origen de la congregación de las Escuelas castellano y en catalán.
Pías, dentro de la cual tuvo que sufrir fuertes con-
trariedades.
Tanto el obispo Caixal como Manyanet fueron ORACIÓN A SAN JOSÉ MANYANET
alumnos de las Escuelas Pías y conocedores de la
aventura fundacional del santo. Por eso el obispo, Dios y Padre nuestro, que has otorgado a San José Manyanet el don de encarnar
al aprobar las nuevas fundaciones de Manyanet, las virtudes de la Familia humana de tu Hijo, y con la gracia del Espíritu Santo le
casi en tono profético, le recomendó que tomara has llamado a vivir y anunciar, con la palabra y el testimonio, el Evangelio de la
al santo como patrono y modelo en su tarea de familia, proclamado desde Nazaret; concédenos, por su intercesión, la gracia de
fundador. vivirlo en nuestros hogares. Te lo pedimos por Jesucristo nuestro Señor. Amén.
Manyanet aprendió bien la lección y al primer
compañero, ya en octubre de 1864, le escribía:
«Ya te tengo dicho que nos preparemos para sufrir,
pues a nosotros nos toca más que a los demás, por- GRACIAS Y DONATIVOS
que no ignoras haber sucedido lo propio en todos Un sacerdote franciscano, Michele M. Giuliano, rector del santuario dioce-
los principios de obras buenas. Hasta que haya-
mos sufrido tanto como un San José de Calasanz
2 sano de San Salvador de Horta, de Orta di Atella (Caserta, Italia), ha pedido
amplio material informativo de San José Manyanet para enriquecer la espirituali-
(por esta misma causa y celo) mucho nos falta». dad de los numerosos fieles que acuden al santuario para venerar al santo patrono;
Ahora, San José Calassanç y San José Manya- Pregant una oració i si tenen un recordatori, R. Sonet, 25 euros (Vilafranca del Pe-
net están juntos en sendas capillas de la basílica nedès); Molt agraïda a Sant Josep Manyanet per la seva intercessió de favors re-
parroquial asegurando su intercesión en favor de buts, Puri, 50 euros (Barcelona); Desde Filipinas, John Paul C. Gavino ha pedido
la ciudad y de todo el obispado. una reliquia con teca de San José Manyanet para utilidad de su apostolado y para
Josep M. Blanquet, S.F. exponerla a la veneración de los fieles (6/I/2008). De Carmen Huguet, 20 euros.

6 •
SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 7

Notas de psicología familiar


M.a Aurora de Santiago,

LA JUVENTUD QUE psicóloga

QUEREMOS... O LA QUE
EL MUNDO NECESITA
No podemos exigir cosas que nosotros los casos, y las empresas suelen mostrarse
E s un proceso. Después de la infancia y
la adolescencia se llega a la juventud.
Como todo proceso tiene un camino
no hagamos. Si pretendemos que traten
con respeto, debemos ser respetuosos no-
poco «colaboradoras» ante las peticiones
legales de sus empleados.
para andar. Camino que es determinante, sotros. Si queremos que no griten no po-
porque de cómo se haya andado depende- demos gritar... DIGNIFICACIÓN DE
rá el equilibrio madurativo. Entre los adultos que educan a un mis- LA LABOR
Proponemos repasar algunos conceptos: mo niño o adolescente se deben dar unas
■ Autoridad, disciplina y esfuerzo.
condiciones, como: no pelearse, no des- DE LOS DIRIGENTES
– Poner límites.
autorizarse, buscar puntos de acuerdo, (EMPRESARIOS,
misma implicación, no emplear ironía,
– No sentirnos culpables.
pasotismo... TÉCNICOS, POLÍTICOS...)
■ Los mayores son modelos a seguir.


Conciliación de vida laboral y familiar.
Dignificación de la labor de los diri-
No sirve decir «haz lo que yo digo pero
no lo que yo hago» porque se tiende a mi-
rar lo que se hace y a no escuchar lo que se
C uanto podría cambiar la sociedad si
la labor de los dirigentes, ya sean de
ámbito general o particular, en suma,
gentes. dice. de aquellas personas que tienen la tarea de
organizar, programar, coordinar, en defini-
Después podemos sacar algunas con-
clusiones. CONCILIAR LA VIDA tiva mandar, estuviera revestida de deseo
de servir al bien común con valores como:
LABORAL Y FAMILIAR amplitud de miras, vivencia de concor-
AUTORIDAD, DISCIPLINA dia, derribo de la corrupción...
Y ESFUERZO M uchas veces el tiempo del trabajo in-
cide en el tiempo familiar, es decir
en el tiempo que la familia necesita para
Tal como lo entiende la Doctrina Social
de la Iglesia.
D esde muchos foros se intenta resca-
tar el concepto de autoridad, discipli-
na, esfuerzo. Uno de ellos, la Asociación
realizar sus funciones básicas de socializa-
ción y desarrollo imprescindibles para la CONCLUSIONES
correcta evolución de los miembros de
de Directivos de la Educación Pública
(AXIA) en la celebración de las V jorna-
la familia (niños y adultos) y para su ade-
cuada maduración.
S i en la educación se recuperara concep-
tos como autoridad, disciplina y es-
fuerzo.
das, Barcelona 2007, puso de relieve en El INE (Instituto Nacional de Estadísti-
sus conclusiones, que los elementos de au- Si los mayores, padres, educadores en
ca) apunta que tan solo el 24 % de las pa- general, fueran ejemplo a seguir, modelos
toridad, disciplina y esfuerzo son indis- rejas que trabajan dedican tiempo a cuidar
pensables para que padres, profesores y de coherencia.
y a jugar con sus hijos. Fácilmente se llega Si las empresas entendieran mejor en
alumnos desarrollen bien sus tareas. a la conclusión que más del 60 % de las fa-
Algunos adultos, especialmente padres, qué consiste conciliar la vida laboral con
milias en las que trabaja el matrimonio, no la vida familiar.
sienten remordimientos después de reñir al juegan con los hijos.
niño. Deben preguntarse: ¿lo he reñido Si la responsabilidad de los dirigentes
Por otra parte las opciones de exceden- empresariales, técnicos y políticos, les hi-
con razón?, ¿he soltado mi mal humor? cias, años sabáticos, jornadas reducidas,
En el segundo caso no debe caerse ciera comprender que deben servir al bien
etc., que algún miembro de las familias se común, no sólo a sus intereses de ambi-
nunca. plantean resulta poco viable. No se puede
Cuando se contesta afirmativamente a ción de poder o de dinero.
prescindir de un sueldo, en la mayoría de Tendríamos aquellos jóvenes que que-
la primera pregunta ya no cabe ningún
sentimiento de culpa, pero, eso sí, hay que remos y que el mundo necesita. Jóvenes
analizar si el mecanismo de la riña era con conciencia cívica, sentido de responsa-
adecuado a la edad y al error cometido. bilidad, comprensivos, tolerantes, esforza-
dos, con el valor necesario para denunciar
injusticias sean del tipo que sean (discrimi-
LOS MAYORES SON nación por raza, sexo, religión, sentido po-
MODELOS O EJEMPLOS lítico) y la generosidad de trabajar por la
humanidad al servicio de la humanidad.
A SEGUIR Ejemplos de estos jóvenes tenemos
por doquier. Será necesario que
T al vez sea ésta la parte más difícil de la
educación. ¿Una cosa es lo que deci-
mos y otra distinta lo que hacemos?
haya muchos más para mejorar el
mundo.

N. O 1411 — MARZO - ABRIL • 7


SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 8

Un centro de la Sagrada Familia para las familias

EL CENTRO DEL HOGAR


A la luz del matrimonio de María y José,
los congresistas captaron varias pre-
rrogativas que heredan todas las familias
por medio del sacramento del matrimonio.
Éste les convierte en signos del amor de
Dios por la humanidad y en vehículos de la
promesa que, anunciada en el Antiguo Tes-
tamento, se ha realizado plenamente en el
Nuevo, gracias precisamente a la colabora-
ción de María y José.
Paulo VI afirmó que «en el umbral del
Nuevo Testamento, como ya al comienzo
del Antiguo, hay una pareja. Pero, mientras
la de Adán y Eva había sido fuente del mal
que ha inundado al mundo, la de José y Ma-
FIESTA DE LA SAGRADA FAMILIA
ría constituye el vértice, por medio del cual EN ULLDECONA
la santidad se esparce por toda la tierra. El
Salvador ha iniciado la obra de la salvación
con esta unión virginal y santa, en la que se
L a parroquia de San Lucas de Ulldecona (provincia de Tarragona y diócesis
de Tortosa) celebró con toda solemnidad la fiesta de la Sagrada Familia
con diversos actos religiosos, especialmente la celebración de la santa Misa y
manifiesta su omnipotente voluntad de pu- la recitación de las letanías a la Sagrada Familia. El párroco hizo un llama-
rificar y santificar la familia, santuario del miento a las celadoras de las 10 capillas de la Sagrada Familia que circulan por
amor y cuna de la vida» (4-5-1970). el pueblo para que las pusiesen frente al altar mayor durante la celebración de
Los congresistas afirmaron en la pro- todas las misas de aquel domingo. «Nos ayudarán —decía en la Hoja parro-
puesta número 7 que: «Todo matrimonio y quial— a darnos cuenta de la importancia de la institución de la familia cris-
familia forman parte de esta cadena de la tiana y a rezar por todas las familias». La misa mayor terminó con el canto del
historia de la salvación. Ellos reciben y al himno a la Sagrada Familia de Mn. Cinto Verdaguer.
mismo tiempo transmiten la misericordia y
la bondad de Dios. Por eso, Dios y la edu-
cación de los hijos deben ocupar el centro
de todo hogar». INFORMACIÓN
Dios y la educación de los hijos, dos ejes En la capilla panteón que conserva los restos mortales del Siervo de Dios
de la vida matrimonial y familiar que deben
ser el centro de todo hogar. Dios, porque
2 Magín Morera, se ha colocado un armario vitrina con algunos recuerdos
personales suyos: Positio super virtutibus (Roma 2007), estudio histórico críti-
con su amor los ha santificado y los ha ele- co sobre la práctica heroica de las virtudes; Copas, corporales y cajita utilizados
vado al nivel de signo de su mismo amor y por el Siervo de Dios en Manresa durante la persecución religiosa de 1936-1939;
de su unión con la Iglesia. El amor de los Reloj pulsera que utilizaba el Siervo de Dios; Bonete que usaba habitualmente el
esposos, cuando es puro y santo, es reflejo y Siervo de Dios en casa, y Manuale Christianum, libro de piedad que apreciaba
espejo del amor de Dios, que les santifica mucho el Siervo de Dios.
a ellos y les convierte en sembradores de En el mismo armario vitrina hay otros objetos relacionados con la vida y marti-
este mismo amor entre los hombres. rio de los Siervos de Dios Jaime Puig y 19 Compañeros Hijos de la Sagrada Familia.
Los primeros en recibir este influjo son
los hijos. Y la educación no es más que ha-
cerles percibir este amor y hacerles cons- ORACIÓN PARA PEDIR GRACIAS POR INTERCESIÓN
cientes del mismo para que vivan de él y DEL SIERVO DE DIOS
para él. Esta tarea es relativamente fácil
cuando los esposos viven y crecen con este Dios y Padre nuestro, que has suscitado en la Iglesia a tu sacerdote
mismo amor de Dios encarnado en sus vi- MAGÍN MORERA, ferviente apóstol de la Familia humana de tu Hijo,
para que, con los dones del Espíritu Santo, trabajara incansablemente
das. De este modo no interrumpen la cadena por la salvación de las familias y de la juventud; haz que, animados por
de transmisión del amor de Dios a la huma- el testimonio de su vida, seamos servidores fieles del Evangelio de Naza-
nidad, que a su vez ellos recibieron. ret y, por su intercesión, alcancemos la gracia... Te lo pedimos por Jesu-
BLIM cristo nuestro Señor. Amén.

25• •
8
SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 9

LA SAGRADA FAMILIA

DIÁLOGOS en Familia

ACTITUD CRISTIANA
ANTE LA INMIGRACIÓN
La inmigración, Causas de la inmigración
un «signo de nuestro tiempo»
L os países receptores de inmigrantes no pueden de nin-
gún modo desentenderse de las consecuencias que
U no de los fenómenos que más impacto ha producido
en nuestra sociedad en los últimos tiempos es el au-
mento de personas inmigrantes entre nosotros. Los encon-
conlleva la inmigración, ya que entre otros factores, ésta
es debida a las desigualdades económicas existentes en-
tre el Norte y el Sur del mundo, a las barreras de protec-
tramos en el barrio, son compañeros de nuestros hijos en ción que impiden a los países emergentes del tercer mun-
el colegio, compartimos con ellos momentos de ocio do colocar sus mercancías en condiciones competitivas
en las fiestas populares, en las celebraciones de la parro- en el primer mundo y también a la proliferación de gue-
quia; muchos de ellos son «ángeles de la guarda» para rras y conflictos.
nuestros mayores o para las personas enfermas. También es debido al descenso demográfico en el pri-
Según el instituto nacional de estadística en 1 de ene- mer mundo y al bienestar conseguido entre nosotros.
ro de 2007 había en España 4.482.568 inmigrantes, de Ellos están dispuestos a hacer trabajos que son rechaza-
los cuales 966.004 viven en Cataluña, que corresponde dos por los autóctonos: trabajos en la construcción, en el
al 13,4 % de la población catalana. Las actuales inmi- mundo agrícola, en el cuidado de gente mayor o enfer-
graciones constituyen el movimiento más amplio de per- mos , de servicio doméstico, etc.
sonas en la época moderna y afectan a todo el primer
mundo. No es de extrañar, pues, que el Papa Benedic-
to XVI, califique la inmigración como «un signo de nues-
La inmigración conlleva dolor
tro tiempo».
L a inmigración produce un gran sufrimiento en las per-
sonas que se han visto obligadas a dejar su propio
país. Este dolor afecta de manera muy particular a los nú-
La novedad cleos familiares y a la inmigración femenina, que según
del hecho inmigratorio dicen las estadísticas es la más abundante.

C ataluña fue entre los años cuarenta y sesenta un país


que acogió a muchos inmigrantes que procedían de
Desafío y oportunidad
otras tierras de España. El fenómeno actual presenta una
novedad. Las personas que venían de España lo hacían
para buscar nuevas perspectivas de futuro, para buscar
D ebemos ser conscientes que la inmigración conlleva
problemas. Pero también cabe decir con toda rotun-
didad que el problema no son los inmigrantes. Ellos su-
trabajo, en unas condiciones muchas veces de precarie- fren el problema.
dad, pero a diferencia de la inmigración actual tenían una Debemos contemplar la inmigración, no como un
base cultural común, hablaban un idioma —el castella- problema si no como un gran reto tanto para la sociedad
no— que era entendido por las comunidades de acogida, como para nuestra Iglesia.
profesaban una misma fe. Los inmigrantes actuales vie-
nen con un bagaje distinto, proceden de diferentes países, La inmigración
con diferentes culturas, la mayoría de las veces con un
desconocimiento total de las costumbres del país de lle-
a la luz de la Palabra de Dios
gada, con unas pautas de conducta diferentes; muchos de
ellos profesan una fe distinta a la mayoritaria entre noso-
tros, la católica.
N uestro padre en la fe, Abraham, es un arameo errante
(Dt 26, 5-10). Al pueblo de Israel, se le recuerda
constantemente que ha de acoger al inmigrante, ya que él

N. O 1411 — MARZO - ABRIL • 9


SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 10

nos hablen en español, sus expresiones y reacciones


son diferentes a las nuestras), por su forma de vestir,
sus hábitos alimentarios e higiénicos por sus costum-
bres, y muchas veces, también, por su confesión reli-
giosa. Todo lo que nos es desconocido de inicio nos
produce un cierto reparo. Hay que mirar al inmigran-
te por encima de todo como persona, tal y como nos
recuerda el papa Benedicto XVI en la exhortación Sa-
cramentum caritatis: «¿Es que estos seres humanos
no son nuestros hermanos y hermanas? ¿Es que qui-
zás sus hijos no vienen al mundo con las mismas legí-
timas esperanzas de felicidad que los demás? El Se-
ñor Jesús, Pan de Vida eterna, nos estimula y nos
hace estar presentes en situaciones de pobreza que
vive aún gran parte de la humanidad».

2. Acogerlos.
Es muy importante cómo es el primer contacto que
tienen con nosotros. La acogida ha de ser cordial. Sin
paternalismos. Nos hemos de interesar por todo aque-
llo que les afecta, por la familia, por la problemática
que hayan dejado su país, etc. Debemos evitar consi-
lo fue: «No maltrates ni oprimas al extranjero, porque derarlos sólo como personas que necesitan ayuda ma-
vosotros también fuisteis extranjeros en Egipto» (Ex terial. En las parroquias debería haber algunas perso-
22,21). Y en el Evangelio leemos las palabras del Señor nas que se dedicasen especialmente a la acogida de
en (Mt 25,34-36): «Venid vosotros, los que mi Padre ha los inmigrantes.
bendecido: recibid el reino que se os ha preparado des-
de la creación del mundo. Porque tuve hambre y me dis- 3. Invitarlos a integrarse en nuestras comunidades.
teis de comer, tuve sed y me disteis de beber, fui foraste- Deberíamos invitarlos a participar en nuestras parro-
ro y me recibisteis, anduve sin ropa y me vestisteis, caí quias, movimientos, grupos de reflexión. No ha de ha-
enfermo y me visitasteis, estuve en la cárcel y vinisteis a ber una pastoral específica para inmigrantes, sino que
verme.» Juan Pablo II en el Novo Millenio ineunte, nos debemos pensar en una pastoral con inmigrantes.
dice: «Esta página no es una simple invitación a la cari-
dad: es una página de Cristología que ilumina el misterio Uno de los signos de vitalidad de nuestras comuni-
de Cristo. Sobre esta página, no menos que sobre la orto- dades es que sean capaces de integrar a personas que
doxia, la Iglesia mide su fidelidad de esposa de Cristo». viven situaciones distintas a la nuestra.
Deben ser, también, protagonistas en nuestras parro-
quias: en los consejos parroquiales, en los grupos de
ACTITUDES Liturgia, en los encuentros de padres de la cateque-
HACIA LOS INMIGRANTES sis...

1. Conocer personalmente al inmigrante para vencer 4. Valorar las expresiones de religiosidad, distintas a
el recelo hacia lo que nos es desconocido. las nuestras.
El inmigrante se nos presenta como alguien totalmen- Es un tema difícil, que a veces choca con nuestras
te extraño para nosotros. A menudo nos es extraño sensibilidades. Aquí es preciso que todos busquemos
por su habla (aunque en el caso de los latino-america- criterios de discernimiento, ayudarlos para que sepan

10 •
SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 11

LA SAGRADA FAMILIA

escoger lo que es más importante de lo que no lo es y,


nosotros, hemos de aprender que la fe se puede vivir TEXTOS BÍBLICOS
por medio de muchas mediaciones, aunque algunas
nos parezcan extrañas. Un rechazo o una ridiculiza- Dt 26, 5-10: «Tú tomarás la palabra y dirás ante Yah-
ción de sus formas de religiosidad serán siempre mal vé tu Dios: Mi padre era un arameo errante, y bajó
interpretados y, sin que nosotros lo queramos, les po- de Egipto y residió allí siendo unos pocos hombres,
demos alejar y pueden ser presa fácil de sectas. De he- pero se hizo una nación grande, fuerte y numerosa.
cho esto ya está ocurriendo. Los egipcios nos maltrataron, nos oprimieron y nos
impusieron dura servidumbre. Nosotros clamamos
Conviene estar atentos a las fiestas religiosas que les a Yahvé, Dios de nuestros padres y Yahvé escuchó
son propias. Podríamos orar en las Misas cuando su- nuestra voz; vio nuestra miseria, nuestras penali-
ceda algún hecho importante en su país de origen. dades y nuestra opresión, y Yahvé nos sacó de Egip-
to con mano fuerte y brazo extendido, con gran te-
5. Ser sensibles a su problemática. rror, con señales y con prodigios. Y nos trajo a este
Deberíamos ser sensibles a las precariedades en que lugar y nos dio esta tierra, tierra que mana leche y
viven muchos inmigrantes y pedir a la sociedad miel. Y ahora yo traigo las primicias de los frutos
que les sean reconocidos sus derechos. Derechos que de la tierra que tú, Yahvé, me has dado».
tienen por su condición de personas, más allá de lo Ex 22, 20-21: «No maltratarás al forastero, ni lo opri-
que establezcan las leyes de inmigración., ya que para mirás, pues forasteros fuisteis vosotros en el país de
nosotros «la fraternidad va más allá de la ley». Egipto. No vejarás a viuda alguna ni a huérfano...»
Debemos constatar las informaciones que aparecen Lc 25, 31-46: «... Y el Rey les dirá: En verdad os
en los medios de comunicación o en los comentarios digo que cuanto hicisteis a uno de estos hermanos
en la calle, para que no nos dejemos intoxicar por pre- míos más pequeños, a mí me lo hicisteis».
juicios que de manera interesada se difunden en nues-
tra sociedad en contra de los inmigrantes. Ef 2, 14: «Porque él es nuestra paz: el que de los dos
pueblos hizo uno solo, derribando el muro diviso-
6. Una oportunidad para enriquecernos. rio, la enemistad, anulando en su carne la Ley con
Debemos ser conscientes que del encuentro sus mandamientos y sus decretos, para crear en sí
entre diferentes colectivos surja un mutuo en- mismo, de los dos, un solo Hombre Nuevo hacien-
riquecimiento. do las paces y reconciliar con Dios a ambos en un
solo cuerpo, por medio de la cruz, dando en sí mis-
mo muerte a la Enemistad».
PREGUNTAS
PARA REFLEXIONAR
j El texto que habéis leído, ¿os ha ayudado a descu-
BIBLIOGRAFÍA
brir y entender el drama del fenómeno de la inmi- j VV. AA. La Biblia e inmigrantes, Ed. Asociación
gración? Bíblica de Cataluña. Publicaciones de la Abadía de
Montserrat.
j ¿Tenéis actitudes racistas sobre algún grupo de in-
migrantes? ¿Por qué? j Pontificio Consejo de la Justicia y de la Paz.
Compendio de la doctrina social de la Iglesia.
j Como miembros del primer mundo, ¿cómo os im-
Ed. Claret.
plicáis en actividades a favor del tercer y cuarto
mundo? ¿Qué responsabilidad tenéis? j Está a punto de salir una instrucción de la Confe-
rencia Episcopal Española.
j ¿Habéis hablado con algún inmigrante para cono-
cer las causas del abandono de su país de origen?
Delegación Pastoral Familiar - Barcelona

N. O 1411 — MARZO - ABRIL • 11


SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 12

Esposos y Santos

Esposos yy Santos
Esposos
Esposos y Santos Santos
SANTA CATALINA Pedro Mas, SF

DE GÉNOVA
Esposa, viuda, mística y santa
C atalina Fieschi Adorno, última hija de cinco hermanos, nace en 1447 en el
seno de una de las principales familias genovesas. Los Papas Inocencio IV
y Adriano V figuran entre sus antepasados. Su padre, Santiago, fallecido antes
del nacimiento de Catalina, había sido virrey de Nápoles; su madre, Francesca
Di Negro, provenía de linaje ilustre.
Habiendo recibido una educación apropiada la casaron, sin vocación al
matrimonio, a la edad de dieciséis años, con Giuliano Adorno, de poderosa fa-
milia, enfrentada a los Fieschi. Era una manera de superar las diferencias fami-
liares.
Giuliano es presentado como hombre de mal carácter y despilfarrador. No se
entendían. Él se quejaba de haberlo casado con una monja; ella que le habían
unido a un bruto. Él disfrutaba en la política y en el juego; ella mitigaba su do-
lor y soledad leyendo libros piadosos.
Alguien advirtió a Catalina de ser responsable de la actitud de su esposo.
Que se arreglara y saliese con él y se lo ganaría. Y así lo hizo. Vistió sus me-
jores galas y empezó a frecuentar los salones de la alta sociedad. Y como era
bella, graciosa y de buen ingenio, se ganó las simpatías de todos. Su marido es- TEXTO DE
taba orgulloso de ella. Cinco años duró esta segunda etapa de su vida, que le
amargarían el resto de sus días, ya que no era feliz. Escribirá «Diálogo entre el SANTA CATALINA
cuerpo y el alma», donde abre su corazón. La santa se imagina el alma hacien- «Tú, Señor, trajiste del cielo el suave maná y
do un pacto con el cuerpo: «Iremos por el mundo, y si yo encuentro algo que me el dulce alimento de la caridad, que tiene en
guste, lo disfrutaré, y lo mismo harás tú, cuando encuentres algo que te guste y sí tal vigor que hace soportar cualquier su-
quien mejor encuentre se lo gozará». Nada de aquello podía satisfacerla, sólo plicio; y así lo hemos visto por experiencia,
Dios podía llenar su corazón. «Yo no sé como no he muerto cuando he visto el
mal que encierra el más ligero pecado, por muy leve que sea», se lamentaba. primero en ti, dulce Maestro nuestro, Señor
En 1474 realiza un nuevo y radical cambio en su vida. Es la tercera etapa, y guía, y luego en tus santos. ¡Oh, cuántas
que duró unos 25 años. Empieza una vida de penitencia, de oraciones inflama- cosas han hecho y soportado ellos con gran
das, de cuaresmas enteras sin probar bocado; una vida de íntima unión con paciencia con ese tu amor infundido en sus
Dios. Su alimento es la comunión diaria, práctica no común. El resto del tiem- corazones, del que quedaban tan encendidos
po lo dedica a sus enfermos. Todos quedan maravillados. Su mismo esposo y unidos contigo que ningún tormento los
cambia; se torna un amante esposo, cristiano ferviente y honrado ciudadano. Se podía separar de ti! (...).
traslada con su esposa a una casa contigua al hospital de Pammatone. Abraza la No hay camino ni más corto, ni mejor, ni
castidad conyugal y se hace terciario franciscano. Muere al final del siglo XV. más seguro para nuestra salvación que este
Catalina desarrolla en el hospital los trabajos más humildes; colabora en la
vestido nupcial y dulce de la caridad, la cual
Compañía de las Damas de la Misericordia y en la leprosería de San Lázaro. Di-
rige durante diez años el sector femenino; cuida de los niños abandonados y da tanta confianza y tanto vigor al alma,
convence al laico Héctor Vernazza a fundar la Compañía del Divino Amor. Era que ésta se presenta a ti sin ningún temor.
la concreción de cuanto había escrito en su Diálogo entre el cuerpo y el alma: Y al contrario, si se encuentra desnuda de
«No se encuentra camino ni más corto, ni mejor, ni más seguro para nuestra caridad al tiempo de la muerte, queda tan
salvación que este nupcial y dulce vestido de la caridad». abyecta y vil que se iría a cualquier otro lu-
Sus experiencias místicas y espirituales son compartidas por un pequeño gar, triste y malo cuanto se quiera, para no
grupo de hombres y mujeres. comparecer ante la divina presencia. Y con
Catalina muere el 15 de septiembre de 1510. Es canonizada el 16 de Mayo razón, pues siendo tú, oh Dios, sencillo y
de 1737 por el Papa Clemente XII. Su cuerpo incorrupto se venera en una de las
puro, no puedes recibir en ti nada que no
capillas de la iglesia de la Santísima Anunciata en Portoria (Génova).
En su iconografía se distingue por llevar en la mano el corazón llame- sea puro y sencillo amor».
ante. Es patrona de Génova. Su fiesta se celebra el 15 de septiembre. Santa Catalina de Génova. Diálogos

12 •
SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 13

LA ESPERANZA ES
Jordi Belenguer Pallí, SF

LA ETERNIDAD TEMPORAL
Al entorno de Spe salvi
de Benedicto XVI
La segunda encíclica del Santo Padre nos hace augurar la temática
de la tercera. Si en Deus caritas nos hablaba de la caridad y en Spe
salvi aborda el de la esperanza, por lógica, seguirá una tercera so-
bre la fe. Así el Pontífice habrá reflexionado y habrá hecho reflexio-
nar a toda la Iglesia al entorno de las virtudes teologales.

VIVIR EN LA ESPERANZA tiempo la transciende. Solamente “con los ojos de la fe” (Ca-
tech. R. 1,10, 20) se puede ver al mismo tiempo en esta reali-
O VIVIR EN LA DESESPERANZA dad visible una realidad espiritual, portadora de vida divina»
DESESPERADAMENTE (CIC 770).
Que no haya razones suficientes y sea hija de la fe no sig-
«E l presente, aunque sea un presente fatigoso, se puede
vivir y aceptar si lleva a una meta» (Spe salvi, 1). Qué
nifica que no se pueda razonar. San Pedro nos invita a dar ra-
zón de nuestra fe y como comenta el profesor Torralba: «Yo
sentido puede tener el presente si le cercenamos la esperanza creo que ser cristiano hoy exige el trabajo del logos, el com-
en un futuro. Nuestro presente y nuestra vida, nuestra existen- promiso con el logos, no para caer en una apologética gastada
cia en este mundo está caracterizada por la temporalidad, y barata, no para caer en una pretensión de explicar racional-
nuestra naturaleza caduca interroga ineludiblemente al hom- mente lo que simplemente escapa a la comprensión racio-
bre, poseedor de inteligencia, ¿cuál es el sentido del nacer nal, pero sí con la voluntad de dar razón, en la medida de las
para morir? Paradoja tan grande es un reto para nuestra razón. posibilidades de eso que creemos». En esta línea podemos es-
Lo que sí sabemos es que sin esperanza en un más allá no grimir con J. A. Marina un argumento válido que presenta en
nos queda sinó verter toda nuestra esperanza en este acá. El su libro, de recomendable lectura, ¿Por qué soy cristiano?
aquí y el ahora. Debemos ser como un vampiro existencial que Marina nos recuerda que hay verdades universales, que deben
chupa con avidez hasta la última gota de la existencia porque ser aceptadas por todo el mundo como, por ejemplo, la ley de
no hay más, porque esto es lo que hay. Debemos vivir, para de- la gravedad de Newton, pero tambien hay verdades particula-
cirlo con Comte-Sponville, «desesperadamente». res. Éstas no son universales, no deben ser creídas por todo el
Para el creyente la vida es distinta. La vida no es caduca. mundo, pero pueden ser creídas por particulares, por seres sin-
Tenemos crédito y podemos vivir con esperanza. Vivir con gulares que creen en esta verdad.
profundidad, valorando cada milésima de segundo de nuestra Esta esperanza es creída individualmente pero también co-
existencia como un don de Dios a quien hay que agradecer tan munitariamente, la esperanza es creída en el seno de la Iglesia.
sublime regalo. Vivir máximamente feliz posible es la mejor La comunidad, la creencia compartida es también el sostén de
oración ofertada a Dios por su dadivosidad y bondad. Gloria nuestra esperanza. Así nos recuerda el Catecismo que: «La
Dei, homo vivens nos enseña San Ireneo. Dios nos ha regalado Iglesia, enriquecida con los dones de su Fundador y guardan-
una vida, una vida para ser vivida como don, para gestionarla do fielmente sus mandamientos del amor, la humildad y la re-
en libertad. Pero, aún más, una vida que aspira a ser eterna nuncia, recibe la misión de anunciar y establecer en todos los
porque nuestra fe profesa que así será. Esta esperanza cambia pueblos el Reino de Cristo y de Dios. Ella constituye el ger-
radicalmente el prisma des del cual la vida puede tener senti- men y el comienzo de este Reino en la tierra» CIC 768). Su-
do y ser vivida. braya la encíclica la dimensión comunitaria de nuestro ser:
«Nadie vive solo. Nada peca solo. Nadie se salva solo» (Spe
LA ESPERANZA HIJA DE LA FE salvi, 48) .
Sabemos que nuestra vida tiene una meta. El Evangelio

L a esperanza es hija de la fe y no de la razón porque no te-


nemos una razón suficiente para justificar la vida más allá
de la muerte. «La Iglesia está en la historia, pero al mismo
como nos recuerda el Santo Padre no es transmisora de verda-
des todas ellas racionales sino también verdades reveladas,
verdades que son creídas e implican una cambio existencial,

N. O 1411 — MARZO - ABRIL • 13


SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 14

nuevo paradigma más fidedigno. Popper nos recuerda la posi-


blidad de falsear cualquier verdad científica. La ciencia no es
más que un camino para acercarnos a la verdad. La ciencia no
puede afirmar ni negar la trascendencia, esta labor supera el
límite de sus competencias. De lo que no se sabe lo mejor es
callar (Wittgenstein) o, ser humilde y «postular» como hace
Kant. De ahí que afirmaciones tales como el libro de Punset El
alma está en el cerebro es un posicionamiento respetable, ar-
gumentado y válido pero no deja de ser opinable.
Junto a la verdad científica aparece también una crítica al
concepto de progreso, ya que todo progreso científico no su-
pone un progreso moral. Es una falacia suponer que todo lo
que puede hacerse está bien que se haga. El progreso técnico
debe ser juzgado éticamente bajo la batuta del bien. Como co-
menta el Dr. Broggi, presidente de honor del colegio médico
catalán. Los médicos sabemos qué podemos hacer pero la pre-
gunta es: «¿Lo podemos hacer?».

ESCUELAS DE ESPERANZA

esta fe es una catarsis holística para todas nuestras acciones,


H ay tres lugares donde se establece de forma especial una
didáctica sobre la esperanza. La oración y el sufrimien-
to son fuente de esperanza. Este «tratar de amistad con Dios»
creencias y sentimientos. «El Evangelio no es solamente una
que nos decía Santa Teresa, donde al dialogar con Dios sobre
comunicación de cosas que se pueden saber, sino una comu-
nuestra vida ponemos en sus manos todas nuestras dudas,
nicación que comporta hechos y cambia la vida. La puerta
anhelos y sufrimientos. El sufrimiento es fuente de esperanza
oscura del tiempo del futuro ha sido abierta de par en par.
si es vivido desde el don de la fe. Cuando nos hermanamos
Quien tiene esperanza vive de otra manera; se le ha dado una
con Jesucristo en su cruz participamos también de su resurrec-
vida nueva» (Spe salvi, 2). Esta vida nueva ya empieza aquí y
ción. La cruz, signo del cristiano, es sentido de realidad y
ahora, de ahí que el estilo de vida cristiano es o debiera ser dis-
fuente de esperanza. De ahí que es pedagógico y recomenda-
tinto: «la fe es un habitus, es decir, una constante disposición
ble que presida nuestras clases, habitaciones y adorne nuestro
del ánimo, gracias a la cual comienza en nosotros la vida
cuello.
eterna y la razón se siente inclinada a aceptar lo que ella mis-
En el sufrimiento, en los momentos que el hombre no se
ma no ve» (Spe salvi, 7).
señorea de su existencia se siente señoreado por Otro. En las
fronteras de la lógica, en los límites de lo comprensible, en el
CRÍTICA AL REDUCCIONISMO fracaso, en la injusticia, frente la enfermedad o la muerte la
pregunta por el sentido y la sed de esperanza se agudizan, se
MATERIALISTA aceleran.

N o da sentido a nuestra vida sólo la materia, de ahí la críti-


ca a Marx, no todo es materialismo, no todo se explica a
través de infraestructuras economicomaterialistas, con la es-
También lo es el juicio. La justicia de Dios no es la justicia
de los hombres. Aquí todo no puede ser «ajustado», hay situa-
ciones que la lógica nos impide creer que puedan permanecer
peranza «La fe otorga a la vida una base nueva, un nuevo fun- así. Adela Cortina lo explica citando a Victor Hugo: «Una mu-
damento sobre el que el hombre puede apoyarse, de tal mane- jer anciana cruza una calle, ha educado hijos y cosechado in-
ra que precisamente el fundamento habitual, la confianza en gratitud, ha trabajado y vive en la miseria, ha amado y se ha
la renta material, queda relativizado» (Spe salvi, 8). quedado sola. Pero su corazón esta lejos del odio y presta ayu-
En la misma línea expone el Pontífice la crítica a Bacon. da cuando puede hacerlo. Alguien la ve seguir su camino y ex-
No todo puede ser sometido al método empírico. No toda rea- clama: ¡Esto debe tener un mañana!».
lidad es material. El saber científico tiene sus límites. Toda Pidamos a María un corazón inflamado por la virtud de la
verdad científica es, nos dice Kuhn, un paradigma. Un para- esperanza. Ella, que esperó en su seno virginal el nacimiento
digma que es verdadero en un momento histórico, con la tec- del Mesías, es Madre de esperanza y Madre de nuestra
nología del momento para verificar experiencialmente la hipó- esperanza. Nuestra esperanza es Jesús de Nazaret, el
tesis; un paradigma que puede ser refutado o ampliado por un Cristo, el Hijo de Dios.

14 •
SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 15

LA SAGRADA FAMILIA

EN FAMILIA...
MEMORIAL XIV JORNADAS
SAN JOSEP MANYANET MANYANETIANAS
DE PROFESORES
E l pasado día 16 de Diciembre de 2007, fiesta litúrgica
de san José Manyanet, el cardenal Luis Martínez Sis-
tach, arzobispo de Barcelona, tras la celebración solemne
de la Eucaristía en la que se inauguraron las reformas rea-
lizadas en la parroquia (La Sagrada Familia, n. 1410), ben-
D urante los días 20, 21 y 22 de febrero se han celebrado
en el Centro de Espiritulidad Josep Manyanet de Be-
gues la XIV Jornadas de profesores, dirigidas por el P. Cris-
dijo también el Memorial san Josep Manyanet. Este Museo pín Funes. Han participado 30 profesores de las escuelas
vivo, tantas veces soñado, ofrece un recorrido pedagógico y del P. Manyanet de España. En un ambiente de familia han
didáctico sobre la figura del Fundador de nuestra revista reflexionado, compartido, trabajado... sobre la calidad y la
y sobre la historia de la Congregación. identidad cristiana de las escuelas del P. Manyanet.

ONG MANYANET MEDELLÍN (COLOMBIA)


SOLIDARIO
G rupo de aspirantes, novicios y hermanos profesos del
seminario Padre Manyanet de Medellín. Actualmen-

E n la última asamblea de socios de la ONG Manyanet


solidario se aprobó la modificación de los Estatutos y
el cambio de denominación de Asociación a Fundación.
te, en esta comunidad, realizan el Noviciado candidatos a
la vida consagrada de los diferentes países en los que está
presente la Congregación. Junto a ellos conviven los aspi-
rantes y postulantes de Colombia.

N. O 1411 — MARZO - ABRIL • 15


SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 16

MÁRTIRES POR LA FAMILIA

MÁRTIRES DE LA TESTIMONIOS
REALEZA DE CRISTO 2 La Positio o estudio sobre el marti-
rio del Siervo de Dios Ramón Llach
pone de relieve precisamente esta cualidad
C omo se ha escrito recientemente, el
grupo de 498 beatos reconocidos
como mártires el pasado 28 de octubre de
suya. «Hay todavía —afirma— otra faceta
en el Siervo de Dios que no se puede silen-
2007, merecieron otro título por parte del ciar: era literato y poeta. Escritor y asiduo
cardenal José Saraiva, prefecto de la Con- colaborador de La Sagrada Familia y de La
gregación de los Santos, que presidía la Intención Mensual. Escribía tanto en prosa
como en verso, en catalán y en castellano.
ceremonia como delegado del Papa.
En general, sus trabajos versaban sobre
Los significó a todos ellos con un
distintivo específico: como mártires de ADÉU A CAMBRILS temas religiosos y más concretamente so-
bre la Sagrada Familia y la Congregación»
Cristo Rey. «Los mártires —afirmó— se
comportaron como buenos cristianos y,
llegado el momento, no dudaron en ofren-
M anel Tarés, de Cambrils, ha publicado un
poema inédito del Siervo de Dios Ra-
món Llach y Candell (1875-1937) sobre la
(p. 347). De hecho, se recogieron en oca-
sión del proceso 86 poemas y poesías, iné-
ditos, sobre temas religiosos y de carácter
dar su vida de una vez con el grito “¡Viva salida de los religiosos Hijos de la Sagrada Fa- familiar, circunstancial y anecdótico, varias
Cristo Rey!”». milia hacia la ciudad de Reus en julio de 1895 de ellas escritas durante su cautiverio.
Este mismo calificativo lo reiteró tam- (Revista Cambrils, agosto 2007). El padre
Manyanet se había hecho cargo de la dirección
bién el cardenal Secretario de Estado,
Tarsicio Bertone, en la homilía de la Misa
del colegio Sagrado Corazón de Cambrils en INFORMACIÓN
1887 y en 1891 instaló allí, con la aprobación El pasado día 6 de julio de 2007, ob-
de acción de gracias en el altar de la Cá-
tedra de la Basílica Vaticana, cuando, tras
pertinente, el noviciado o seminario menor de
la Congregación. El Siervo de Dios era uno
2 tenidos todos los permisos y autori-
zaciones eclesiásticas, civiles y sanitarias,
citar un texto de Juan Pablo II en su Car- de ellos. se procedió a la exhumación, reconocimien-
ta «Ecclesia in Europa», dijo: «Ellos que Y escribió este poema dedicado a Cambrils, to y traslado de los restos del Siervo de Dios
han sabido vivir el Evangelio en situacio- en catalán, cuando tenía 20 años. Se trata de Jaime Puig i Mirosa (1908-1936) desde el
nes de hostilidad y persecución... hasta el una despedida de los colegiales al cerrar el co- cementerio municipal de Blanes (Gerona), a
testimonio supremo de la sangre... radi- legio, es decir un adiós por la obligación de la parroquia de San José Manyanet de Bar-
calmente demuestran que el martirio es la abandonar la villa. El poema contiene varias re- celona.
encarnación suprema del Evangelio de ferencias a los años de estudiante en el semina- El Siervo de Dios había sido asesinado el
la esperanza... por eso —añadió improvi- rio de Cambrils. 30 de julio de 1936 junto con el joven Se-
sando y el texto no aparece publicado—, «Aquí aprendí a ser hombre / aquí dejé de bastián Llorens, a la salida de Blanes, fren-
al igual que los mártires de México, y de ser muchacho / y empecé a comprender / esta te a la fábrica de tejidos Pastells. Los dos
máquina del mundo / tan perfecta y tan hermo- cadáveres fueron trasladados al cementerio
la guerra de Italia, murieron gritando sa / que salió del Creador» (versos 236-241).
“¡Viva Cristo Rey!”». y, tras hacerles la autopsia el 1 de agosto, el
Ya Juan Pablo II en la homilía de 45 cadáver del Siervo de Dios, «porque era sa-
mártires españoles, el 1 de octubre de ORACIÓN PARA PEDIR GRACIAS cerdote», fue arrastrado con la correa atada
1995, tras afirmar que «el martirio es un POR LA INTERCESIÓN al cuello, desde la capilla del cementerio
DEL SIERVO DE DIOS hasta un hoyo, en donde fue sepultado. El
regalo particular del Espíritu Santo», ha-
23 de febrero de 1940 fue exhumado el ca-
bía dicho: «Cristo, único Señor de todo el Dios y Padre nuestro, que has suscitado en dáver, reconocido y trasladado al nicho nú-
universo, el Rey de reyes y Señor de se- la Iglesia a tus Siervos JAIME PUIG Y 19 mero 856 del mismo cementerio, propiedad
ñores (Ap 17,14) es la gloria de los márti- COMPAÑEROS, Hijos de la Sagrada Fami-
de la Congregación.
res... a Él el honor, el poder por siempre lia, apóstoles de la familia y educadores de
la juventud hasta derramar generosamente En presencia del tribunal eclesiástico
en los nuevos beatos», pero no los signifi- fueron sacados los restos mortales y depo-
su sangre; te rogamos humildemente que,
có como mártires que ofrecieron su vida a por su ejemplo e intercesión, seamos siem- sitados en una urna de madera revestida de
Cristo al grito de ¡Viva Cristo Rey! pre y en todas partes instrumentos de tu paz zinc, momento que recoge la fotografía.
Consta sin embargo que el cardenal y nos concedas la gracia que te pedimos...
Narcís Jubany, en la Misa de acción de Por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.
gracias por la primera beatificación de las
tres mártires de Guadalajara (29 marzo
1987) celebrada en Santa María la Ma- Agradecemos a nuestros lectores que
yor, había afirmado: «Nuestras mártires nos envíen noticias y relaciones de los
murieron perdonando a sus asesinos y favores y gracias obtenidos por inter-
gritando “¡Viva Cristo Rey”!». cesión del Siervo de Dios (Vicepostula-
BLIM ción. Entença, 301. 08029 Barcelona).

16 •
SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 17

LA SAGRADA FAMILIA

XII TALLER DE PASATIEMPOS


(De una idea del colegio P. Manyanet de Alcobendas —Madrid—) para hacer en familia

CRUCIGRAMA
1 Horizontales
2. Hay 7,5 quintillones de granos de _______ en las playas de todo el mundo.
5. Son de arena y es todo un arte hacerlos.
7. Sirve para secarse después de bañarse en el mar o en la piscina.
2 3 4 8. Se clava en la arena y la utilizamos
5 para protegernos del sol.
9. La piscina más grande conocida... y es
6 salada.

Verticales
1. Están en la playa y allí podemos com-
7 prar bebidas, aperitivos...
8
3. Los hay de muchas formas y colores y
sirven para no hundirse.
9
4. Si lo tomas te pones moreno.
5. Es muy importante utilizarla para pro-
tegerse del sol.
EDUCACIÓN PRIMARIA ¡PARTICIPA! 6. Casi todos los deportes de equipo (los
de playa también) la utilizan.
Resuelve estos pasatiempos en familia,
haz una fotocopia, pon tu nombre y curso en el reverso
y entrégalo en la Secretaría de tu Colegio. NNNNNNNNNNNNNN
Si eres de los diez primeros recibirás un obsequio.
JEROGLÍFICO
¿Dónde me voy de vacaciones?
REGATA DE LETRAS
J D A H R P C F H E B Q Q M S Z Y R V A
R A H S H O O N R A U Q V J I Z Y U V L
F Z N L J V R R L A J Q V K G S K H I E
S W U J D F B L T C G T U I U E J J S B
O R E L E V E S X A L A O B E W T D C A
L I S R V N T E M Q A Q T Y Y G U J C R
U
H
N
E
K
Y
J
R
E
C
X
X
A
A
P
Q
K
D
E
W
O
L
V
N
A
I
A
M
U
K
M
W
I
N
F
F
S
K
A
C
NNNNNNNNNNNNNN
M C O T A L R R Q Y O C Y O L E Q V K M
Encuentra catorce barcos en esta sopa de letras.
C N J O T F I U B M Z V F G N D J Z J Y
BALLENERO, BARCA, BUQUE,
S E Y T A E B U O M K I I E N E J D E N
N R M K M G G R N N P V M A V K S J M H CARABELA, CATAMARÁN,
S Q L E A I D R A K K A R C B M E Q A A CORBETA, DRAKKAR,
P H M L R B T K N S J W O R Q C R I V Z
V T E L A R A J I G C V L A U A Q M K B DROMONA, FRAGATA,
C R M T N O I J Q N S V Q B J U T R F P GALERA, PAQUEBOTE,
A W E M X T H R A P X G Y Q O J W M H O
J V E K P I G S T K X V E J A Q S K J O
PORTAAVIONES,
E T O B E U Q A P F H T G V H P D W Q M TRIRREME, VELERO
V V V A I L A S U Q S D J T C T K D S Z

N. O 1411 — MARZO - ABRIL • 17


SAGRADA FAMILIA.1411:SAGRADA FAMILIA.1408 18/3/08 09:14 Página 18

Última
 página
Última página
Última página
Última página
EL PADRE PÍO
DE PIETRELCINA Édison
Fañanás Lanau

UN CAPUCHINO SINGULAR
E l Padre Pío es un capuchino que nació en Pietrelcina (sur
de Italia) el año 1887 y murió en el convento de San
Giovanni Rotondo donde vivió desde 1916 hasta el 1968,
año de su muerte. El 2 de mayo de 1999 fue proclamado
Beato por Juan Pablo II en una ceremonia con asistencia de
más de un millón de personas.
A pesar de seguir una vida austerísima y prácticamente
sin salir del convento, su vida fue muy «mediática», diría-
mos hoy, por las heridas o estigmas que sufrió durante más
de cincuenta años: manos y pies agujereados y expulsando
siempre sangre, así como una gran herida en el costado que
también supuraba constantemente. Es decir, su cuerpo esta-
ba configurado como el cuerpo de Jesús en su crucifixión.
Además de sus estigmas, fue «mediático» por encarnar fe-
nómenos sobrenaturales, como la bilocación (estar en dos
sitios a la vez), el entender y hablar lenguas para él desco-
nocidas, curaciones, visiones, profecías... Su fama y su sin-
gularidad le reportaron no pocos inconvenientes y dificulta-
das, provocadas muchas veces por la incomprensión y
envidias intraeclesiales. Sus largas horas diarias dedicadas a
la confesión de los fieles y su intensa oración, con la cele-
bración de la Eucaristía como punto álgido de la misma,
eran sus fundamentos vitales. Su apostolado en el confesio- GRUPOS DE ORACIÓN
nario y en el altar dio muchos frutos espirituales y materia-
les. Su frágil salud no impidió que fuese fiel a su misión. Y CASA DEL ALIVIO
DEL SUFRIMIENTO
OBEDIENCIA Y CONFIANZA
D e su persona destaco dos características: su obediencia
y su confianza en Dios. El P. Pío fue fiel y obediente a
S u obra visible se puede glosar muy bien en dos realida-
des: la creación de los grupos de oración, repartidos por
todo el planeta, y la Casa del Alivio del Sufrimiento —Casa
su orden religiosa y a la Iglesia, a pesar de las calumnias y Sollievo della Sofferenza—, un hospital ubicado al lado de
los sufrimientos que llegó a recibir de ambas instituciones. su convento pensado sobre todo para gente sin recursos y
Su confianza en Dios era tan grande que más de una vez ha- con enfermedades muchas veces terminales.
bía afirmado que «la costumbre de preguntar siempre por Estas dos realidades visibles son fruto de unas convic-
qué ha llevado al mundo entero a su pérdida». ciones profundas del P. Pío, pues para él «en los libros se
Tanto su obediencia como su confianza en Dios están es- busca a Dios, en la oración se le encuentra». Este celo por
trechamente ligadas con su vida austera y su intensa vida de la oración viene acompañado por un celo extraordinario por
oración. Su vida austera, su pobreza, hacen que él no se pre- los demás, especialmente por los más pobres y los que más
ocupe de defenderse de ataques y calumnias; ser testimonio sufren. Él decía que en cada persona está Dios presente,
de Jesús y sufrir por Él y con Él es su única preocupación vi- pero en los pobres por partida doble.
tal, su persona pasa a un segundo plano. Sin una oración en- El patrimonio espiritual del P. Pío urge encarnarlo en una
tregada y fiel no hay sitio para tener una confianza ilimitada sociedad enferma, por querer vivir de espaldas a
en un Dios que no nos abandona nunca, que está siempre Dios, e insolidaria, por ignorar al hermano pobre y
con nosotros. sufriente.

18 •