Está en la página 1de 179

UNIVERSIDAD DE ORIENTE NÚCLEO DE ANZOÁTEGUI ESCUELA DE INGENIERÍA Y CIENCIAS APLICADAS DEPARTAMENTO DE PETRÓLEO

UNIVERSIDAD DE ORIENTE NÚCLEO DE ANZOÁTEGUI ESCUELA DE INGENIERÍA Y CIENCIAS APLICADAS DEPARTAMENTO DE PETRÓLEO “

EVALUACIÓN DE LA INYECCIÓN ALTERNA DE VAPOR EN POZOS HORIZONTALES EN EL CAMPO MELONES DISTRITO SAN TOMÉ

Carlos Alberto Rengifo Hernández

Trabajo de Grado presentado ante la Universidad de Oriente como Requisito Parcial para optar al Título de:

Ingeniero de Petróleo

Puerto la Cruz, Julio de 2005.

UNIVERSIDAD DE ORIENTE NÚCLEO DE ANZOÁTEGUI ESCUELA DE INGENIERÍA Y CIENCIAS APLICADAS DEPARTAMENTO DE PETRÓLEO

UNIVERSIDAD DE ORIENTE NÚCLEO DE ANZOÁTEGUI ESCUELA DE INGENIERÍA Y CIENCIAS APLICADAS DEPARTAMENTO DE PETRÓLEO “

EVALUACIÓN DE LA INYECCIÓN ALTERNA DE VAPOR EN POZOS HORIZONTALES EN EL CAMPO MELONES DISTRITO SAN TOMÉ

ASESORES

Ing. Gonzalo Rojas Ph.D. Asesor Académico

Ing. Manolo Reina Ms.c. Asesor Industrial

Puerto la Cruz, Julio de 2005.

UNIVERSIDAD DE ORIENTE NÚCLEO DE ANZOÁTEGUI ESCUELA DE INGENIERÍA Y CIENCIAS APLICADAS DEPARTAMENTO DE PETRÓLEO

UNIVERSIDAD DE ORIENTE NÚCLEO DE ANZOÁTEGUI ESCUELA DE INGENIERÍA Y CIENCIAS APLICADAS DEPARTAMENTO DE PETRÓLEO “

EVALUACIÓN DE LA INYECCIÓN ALTERNA DE VAPOR EN POZOS HORIZONTALES EN EL CAMPO MELONES DISTRITO SAN TOMÉ

JURADO

Ing. Gonzalo Rojas Ph.D. Asesor Académico

Ing. José Rivera Ms.c. Jurado Principal

Ing. Luís Castro Jurado Principal

Puerto la Cruz, Julio de 2005.

RESOLUCIÓN

RESOLUCIÓN

RESOLUCIÓN

De acuerdo con él artículo 44 del reglamento de Trabajo de Grado:

“LOS TRABAJOS DE GRADO SON EXCLUSIVA PROPIEDAD DE LA UNIVERSIDAD Y SOLO PODRÁN SER UTILIZADOS A OTROS FINES CON EL CONSENTIMIENTO DEL CONSEJO DE NÚCLEO RESPECTIVO. EL CUAL LO PARTICIPARA AL CONSEJO UNIVERSITARIO”

DEDICATORIA

DEDICATORIA

DEDICATORIA

Este trabajo realizado con todo el entusiasmo está dedicado al ser que como ningún otro me ha demostrado amor, dedicación y empeño para hacer de mí una mejor persona, un profesional y ante todo un ser humado humilde. Gracias a mi Madre ROSALÍA; por tu confianza, por ser mi norte, por ser mi ejemplo; Te amo, Gracias.

Carlos A. Rengifo Hernández

AGRADECIMIENTOS

AGRADECIMIENTOS

AGRADECIMIENTOS

Antes que nada le doy gracias a DIOS por dejarme ser uno de sus hijos, por alumbrarme el camino, el entendimiento, para formarme como una persona sencilla y poder lograr las metas. A mi madre ROSALÍA por ser mi luz y mi ejemplo y estar siempre conmigo en las buenas y en las malas. A mi padre AGUSTÍN y mis hermanos por formar parte de mi familia y estar siempre presentes, a mi sobrina PAOLA por ser mi consentida. A mi novia GRIRISBETH que por su constancia y dedicación me hizo ver que pese a las adversidades se puede salir adelante, por que tengamos un futuro juntos, y que DIOS permita que también culmines tu carrera con éxito. A mi tutor Académico Ing. Gonzalo Rojas, gracias por su dedicación, orientación y apoyo en el desarrollo de este trabajo. A mi tutor Industrial Ing. Manolo Reina por su valiosa colaboración y permitirme culminar mi carrera y facilitarme desarrollar mi tesis con éxito en PDVSA. Al Ing. Moisés Uzcátegui por su amistad. Al Ing. Vicente Murgueytio por su valiosa colaboración en la culminación de mi tesis. A mis amigos: Mariangélica Cedeño, Mariangel López, Noemí, Glendys Rojas, José Carrera, Iván Sardinai, Euclides Carmona y Rafael Cova por contar con ellos en todo momento. A la Universidad de Oriente por abrirme sus puertas y permitir aprender el valor que tiene el estudio. A PDVSA por permitirme desarrollar mi tesis en sus instalaciones.

Carlos A. Rengifo Hernández

RESUMEN

RESUMEN

En este trabajo se presentan los resultados de la inyección alterna de vapor en pozos horizontales en el Campo Melones. Para ello se determinó la producción incremental o adicional por efectos del vapor con la finalidad verificar cuan efectiva resultó la IAV obteniéndose un acumulado adicional mayor de 109.990 BNP para un ciclo en particular. Del total de pozos estudiados solo uno ha alcanzado un tercer ciclo con un recobro adicional total de 121.583 BNP adicionales en sus tres ciclos; una mayor cantidad (6 pozos) se encuentran estimulados con un segundo ciclo, igualmente con muy buenos resultados. Luego de obtenidos estos resultados se evaluaron un conjunto de parámetros obteniéndose una relación petróleo/vapor de 12,6 BNP Incremental/tonelada como máximo y 0,8 BNP Incremental/tonelada como mínimo; se obtuvo además, una relación de vapor inyectado por pie longitud horizontal entre 8,19 ton/pie y 3,49 ton/pie; otro parámetro evaluado fue la cantidad de vapor por unidad de área entre 0,20 ton/pie 2 y 0,08 ton/pie 2 , este último muy importante para evaluar la cantidad de vapor que se requiere para calentar 1 pie 2 de formación. Del total de pozos evaluados se obtuvo un buen comportamiento promedio luego de la IAV, obteniéndose una relación tasa caliente/fría máxima de 5:6:6 para pozos horizontales, convencionales y reentradas, respectivamente. Es importante destacar que una vez más se evidencia el efecto positivo que tiene la IAV en el recobro de petróleo con el rápido incremento en la producción de los crudos pesados.

CONTENIDO

CONTENIDO

CONTENIDO
 

Pág.

PÁGINA DE TITULO

I

RESOLUCIÓN

IV

DEDICATORIA

V

AGRADECIMIENTOS

VI

RESUMEN

VII

CONTENIDO

VIII

LISTADO DE TABLAS

XIV

LISTADO DE FIGURAS

XV

LISTADO DE ANEXOS

XVII

  • 1. INTRODUCCIÓN

1

  • 1.1. Planteamiento del problema

2

  • 1.2. Objetivos

4

  • 2. MARCO TEÓRICO

5

  • 2.1. Revisión bibliográfica

5

  • 2.2. Descripción del Área

6

  • 2.2.1. Cuenca Oriental de Venezuela

6

  • 2.2.2. Reseña histórica del Campo Melones

7

  • 2.2.3. Ubicación Geográfica del Campo Melones

8

  • 2.2.4. Características Geológicas

9

  • 2.2.5. Estructura del Área

10

  • 2.2.6. Estratigrafía

10

  • 2.2.7. Ambiente de Sedimentación

11

  • 2.3. Bases teóricas

12

CONTENIDO

CONTENIDO

CONTENIDO

2.3.1.

Alternativas de Recuperación de Petróleo

12

2.3.1.1.

Recuperación primaria

12

2.3.1.2.

Recuperación secundaria

13

2.3.1.2.1.

Mantenimiento de presión

13

2.3.1.3.

Recuperación terciaria (Recuperación Mejorada)

14

2.3.2.

Procesos de Recuperación Térmica

16

2.3.2.1.

Definición de Recuperación Térmica

16

2.3.2.2.

Inyección de Vapor

17

2.3.2.2.1.

Inyección Continua de Vapor

17

2.3.2.2.2.

Inyección Cíclica de Vapor

18

2.3.2.2.3.

Criterios de diseño para la selección del yacimiento en un proyecto de inyección alterna de vapor

19

2.3.2.2.4.

Parámetros involucrados en los procesos de

inyección cíclica de vapor

20

2.3.2.2.5.

Ventajas de la inyección alterna de vapor

21

2.3.2.2.6.

Desventajas de la inyección alterna de vapor

21

2.3.2.2.7.

Ciclo de inyección alterna de vapor

21

2.3.2.2.8.

Tonelaje óptimo

22

2.3.2.2.9.

Producción en frío

22

2.3.2.2.10.

Tiempo de remojo

22

2.3.2.2.11.

Producción en caliente

22

2.3.2.3.

Inyección de Agua Caliente

22

2.3.2.4.

Combustión in situ

23

2.3.2.5.

Drenaje Gravitacional Asistido por Vapor (SAGD)

24

2.3.3.

Aislantes Térmicos para Pozos con Inyección Alterna de

Vapor

25

2.3.4.

Tipos de Pozos

26

2.3.4.1.

Pozos de exploración

26

CONTENIDO

CONTENIDO

CONTENIDO

2.3.4.2.

Pozos de desarrollo

27

2.3.4.3.

Pozos de geopresión y geotérmicos

27

2.3.4.4.

Pozos mermados o casi agotados

27

2.3.4.5.

Pozos de múltiples zonas

28

2.3.4.6.

Pozos de inyección

28

2.3.4.7.

Pozos de servicio

28

2.3.5.

Yacimiento

28

2.3.6.

Reservas

29

2.3.7.

Métodos de Levantamiento Artificial

29

2.3.7.1.

Bombeo Mecánico

30

2.3.7.2.

Bombeo de Cavidad Progresiva

32

2.3.7.3. Bombeo Electro Sumergible

33

2.3.8.

Pozos Horizontales

35

2.3.8.1.

Definición

35

2.3.8.2.

Ventajas de los Pozos Horizontales

35

2.3.8.3.

Desventajas de los Pozos Horizontales

36

2.3.9.

Aplicaciones de los Pozos Horizontales

37

2.3.9.1.

Yacimientos de Poco Espesor de Arena

37

2.3.9.2.

Yacimientos Naturalmente Fracturados

37

2.3.9.3.

Yacimientos con Problemas de Conificación de Agua y/o

Gas

38

2.3.9.4.

Yacimientos de Gas No Asociado

38

2.3.9.5.

Yacimientos de Alta Permeabilidad

38

2.3.9.6.

Yacimiento de Baja Permeabilidad

39

2.3.10. Tipos de pozos horizontales

39

2.3.10.1. Pozos de Radio Ultra-Corto

39

  • 2.3.10.1.1. Ventajas

40

  • 2.3.10.1.2. Desventajas

40

CONTENIDO

CONTENIDO

CONTENIDO
  • 2.3.10.2. Pozos de Radio Corto

40

  • 2.3.10.2.1. Ventajas

40

  • 2.3.10.2.2. Desventajas

41

  • 2.3.10.3. Pozos de Radio Medio

41

  • 2.3.10.3.1. Ventajas

41

  • 2.3.10.3.2. Desventajas

42

  • 2.3.10.4. Pozos de Radio Largo

42

  • 2.3.10.4.1. Ventajas

42

  • 2.3.10.4.2. Desventajas

43

2.3.11. Limitaciones y parámetros importantes para la planificación

de un pozo horizontal

43

  • 2.3.11.1. Espesor del yacimiento

43

  • 2.3.11.2. Dirección de las fracturas

44

  • 2.3.11.3. Permeabilidad vertical de la formación

44

  • 2.3.11.4. Espaciamiento entre pozos

44

3. DESARROLLO DEL TRABAJO

45

  • 3.1. Etapas del proyecto

45

  • 3.2. Descripción de herramientas y equipos

48

  • 3.2.1. Centinela 2000

48

  • 3.2.2. SIMDE (Carpeta de Pozo)

50

  • 3.2.3. Oil Field Manager (OFM)

51

  • 3.3. Muestra de cálculo

52

  • 3.3.1. Cálculo de tasa de producción en frío ó declinada

52

  • 3.3.2. Cálculo del Petróleo acumulado estimado o declinado (Np est )

53

  • 3.3.3. Cálculo del petróleo real acumulado (Np)

54

  • 3.3.4. Cálculo del petróleo incremental

54

CONTENIDO

CONTENIDO

CONTENIDO

4. DISCUSIÓN DE RESULTADOS

57

4.1 Análisis del comportamiento de producción de los pozo sometidos a IAV

59

4.1.1.

MEL 144

59

4.1.2.

MEL 151

60

4.1.3.

MEL 152

64

4.1.4.

MEL 153

65

4.1.5.

MEL 154

69

4.1.6.

MEL 156

71

4.1.7.

MEL 157

74

4.1.8.

MEL 161

76

4.1.9.

MEL 163

77

4.1.10.

MEL 164

81

4.1.11.

MEL 167

82

4.1.12.

MEL 170

86

4.1.13.

MEL 184

89

4.1.14.

MM584

91

4.1.15.

MM 585

94

4.1.16.

MM 587

95

4.1.17.

MM 588

99

4.2. Creación de estadísticas de los pozos sometidos a inyección alterna de vapor

102

  • 4.2.1. Comparación entre la última tasa de producción en frío y tasa

de producción para el primer mes luego de la inyección de vapor para cada ciclo

103

  • 4.2.2. Comparación entre la última tasa de máxima y promedio en caliente para cada ciclo

104

CONTENIDO

CONTENIDO

CONTENIDO

4.2.3. Comparación entre las reservas estimadas con la producción

total de cada pozo

105

  • 4.2.4. Relación de la producción total con la incremental en los pozos horizontales

106

  • 4.2.5. Comparación de la producción incremental con los métodos de

levantamiento artificial

108

  • 4.3. Análisis de los eventos ocurridos durante los ciclos de inyección alterna de vapor

109

  • 4.4. Calculo de los indicadores de inyección y producción

110

  • 4.5. Comparación de los resultados de producción de los pozos horizontales con los reentrada, verticales y desviados sometidos a IAV del mismo campo

113

  • 4.6. Proponer pozos prospectos para proyectos de inyección alterna de

vapor

120

  • 4.7. Conclusiones

123

  • 4.8. Recomendaciones

125

BIBLIOGRAFÍA

126

ANEXOS

128

LISTA DE TABLAS

LISTA DE TABLAS

 

Pág.

Tabla 2.1. Métodos de Recuperación Mejorada

16

Tabla 2.2. Criterios de Selección del Yacimiento en un proyecto de IAV

20

Tabla 4.1. Fecha de Inyección y Toneladas por Ciclo Pozos Horizontales

58

Tabla 4.2 Criterios de selección para IAV

121

Tabla 4.3 Pozos candidatos para ser sometidos al proceso de IAV

122

LISTA DE FIGURAS

LISTA DE FIGURAS

Pág.

Figura. 2.1. Ubicación Geográfica de la Cuenca Oriental de Venezuela

7

Figura. 2.2. Ubicación Geográfica del Campo Melones

9

Figura. 2.3. Columna Estratigráfica del Área Mayor de Oficina

11

Figura 2.4. Esquema de un ciclo de Inyección Alterna de Vapor

18

Figura 2.5. Modelo de Pozos para un Proceso SAGD

25

Figura 2.6. Esquema del Bombeo Mecánico Tipo Balancín

31

Figura 2.7. Esquema de un equipo con Bomba de Cavidad Progresiva

33

Figura 2.8. Diagrama y Componentes de un Equipo Electro Sumergible

34

Figura 2.9. Diagrama de Pozo Horizontal

35

Figura 3.1. Elementos que conforman la aplicación Centinela 2.000

49

Figura 3.2. Ventana Principal a Pozo de Centinela 2000

50

Figura 3.3. Venta de inicio a Carpeta de Pozo en SIMDE

51

Figura 3.4. Ventana de inicio a OFM

52

Figura 3.5. Comportamiento de producción pozo MEL 144 para determinar el Np incremental

56

Figura 4.1. Trayectoria navegada por el pozo MEL 144

59

Figura 4.2. Historia de producción pozo MEL 144

61

Figura 4.3. Trayectoria navegada por el pozo MEL 151

62

Figura 4.4. Historia de producción pozo MEL 151

63

Figura 4.5. Trayectoria de navegada por el pozo MEL 152

64

Figura 4.6. Historia de producción pozo MEL 152

66

Figura 4.7. Trayectoria navegada por el pozo MEL 153

67

Figura 4.8. Historia de producción pozo MEL 153

68

Figura 4.9. Trayectoria navegada por el pozo MEL 154

69

Figura 4.10. Historia de producción pozo MEL 154

70

Figura 4.11. Trayectoria navegada por el pozo MEL 156

72

Figura 4.12. Historia de producción pozo MEL 156

73

LISTA DE FIGURAS

LISTA DE FIGURAS

Figura 4.13. Trayectoria navegada por el pozo MEL 157

74

Figura 4.14. Historia de producción pozo MEL 157

75

Figura 4.15. Trayectoria navegada por el pozo MEL 161

76

Figura 4.16. Historia de producción pozo MEL 161

78

Figura 4.17. Trayectoria navegada por el pozo MEL 163

79

Figura 4.18. Historia de producción pozo MEL 163

80

Figura 4.19. Trayectoria navegada por el pozo MEL 164

81

Figura 4.20. Historia de producción pozo MEL 164

83

Figura 4.21. Trayectoria navegada por el pozo MEL 167

84

Figura 4.22. Historia de producción pozo MEL 167

85

Figura 4.23. Trayectoria navegada por el pozo MEL 170

87

Figura 4.24. Historia de producción pozo MEL 170

88

Figura 4.25. Trayectoria navegada por el pozo MEL 184

89

Figura 4.26. Historia de producción pozo MEL 184

90

Figura 4.27. Trayectoria navegada por el pozo MM 584

92

Figura 4.28. Historia de producción pozo MM 584

93

Figura 4.29. Trayectoria navegada por el pozo MM 585

94

Figura 4.30. Historia de producción pozo MM 585

96

Figura 4.31. Trayectoria navegada por el Pozo MM 587

97

Figura 4.32. Historia de producción pozo MM 587

98

Figura 4.33. Trayectoria navegada por el pozo MM 588

100

Figura 4.34. Historia de producción del pozo MM 588

101

Figura 4.35. Muestra total de pozos con IAV

102

Figura 4.36. Comportamiento de tasas de producción en Frío y Caliente de Pozos Horizontales

103

Figura 4.37. Tasa Máxima y promedio de pozos horizontales con IAV

104

Figura 4.38. Comparación entre las reservas estimadas con la producción en frío y caliente de cada pozo

106

LISTA DE FIGURAS

LISTA DE FIGURAS

Figura 4.39. Representación de la producción incremental a partir de la tasa de producción real y estimada

107

Figura 4.40. Diferencia entre la producción en caliente e incremental por pozo

108

Figura 4.41. Relación entre la producción incremental y los métodos de levantamiento artificial

109

Figura 4.42. Relación entre el petróleo incremental por tonelada inyectada y toneladas por pie longitud del pozo

111

Figura 4.43. Relación entre petróleo adicional por tonelada inyectada y toneladas por unidad de área

113

Figura 4.44. Tasa de producción en frío contra tasa máxima en caliente pozos Convencionales

114

Figura 4.45. Tasa de producción en frío contra tasa máxima en caliente pozos Reentrada

115

Figura 4.46. Tasa de producción en frío contra tasa máxima en caliente pozos Horizontales

115

Figura 4.47. Comparación de la producción incremental por tonelada de vapor en los diferentes tipos de pozos sometidos a IAV con baja recuperación

116

Figura 4.48. Comparación de la producción incremental por tonelada de vapor en los diferentes tipos de pozos sometidos a IAV con alta recuperación

117

Figura 4.49. Comparación de las toneladas inyectadas promedio e indicadores por tipos de pozos

118

Figura 4.50. Comparación de producción incremental e inyección total por tipos de pozos con IAV

119

Figura 4.51. Comparación del LH y toneladas inyectadas con el indicador BNP Inc/pie 2 *ton en pozos horizontales

120

LISTA DE ANEXOS

LISTA DE ANEXOS

 

Pág.

ANEXO A. TABLAS DE DATOS

128

ANEXO B. TABLAS DE RESULTADOS

135

ANEXO C. FIGURAS

144

I

INTRODUCCIÓN

El presente trabajo se realizó en el edificio sede de Petróleos de Venezuela (PDVSA) Guaraguao, en la gerencia de planificación, presupuesto y gestión División Oriente, PDVSA una empresa creada el 30 de agosto de 1975 por decreto presidencial, para ejercer funciones de planificación, coordinación y supervisión de la industria petrolera nacional, iniciando sus funciones como empresa el primero de Enero de

1976.

Venezuela posee las mayores reservas de crudos pesados y extra-pesados en el mundo, estas superan en diez mil millones de barriles las reservas de Arabia Saudita, ello implica un significativo potencial para la producción y comercialización de estos productos. Sin embargo, los costos involucrados en la producción de estos crudos son mucho mayores en relación con los crudos convencionales; adicionalmente, los costos asociados con la comercialización son mucho menores que en los convencionales, por lo cual los márgenes de ganancia se reducen, todas estas consideraciones se resumen en la necesidad de optimizar la metodología para recuperar mayores volúmenes de hidrocarburos, utilizando técnicas y/o procesos no convencionales como son los métodos térmicos que para el caso de este estudio se refiere a la Inyección Alterna de Vapor (IAV) vinculada con la tecnología de pozos horizontales, los cuales desde sus inicios han tenido un rol muy importante en la recuperación térmica en yacimientos de crudos pesados. La Inyección Alterna de Vapor fue descubierta en Venezuela en el año 1956, fecha en la cual se realizaba un proyecto piloto de Inyección continua de vapor,

Capítulo I. Introducción

Capítulo I. Introducción

cuando se observó la irrupción en superficie de vapor y petróleo, los estratos superiores se habían fracturado y para erradicar el problema se abrieron los pozos inyectores para despresurizar la formación, dichos pozos produjeron petróleo caliente a razón de 100 a 200 bppd, estos pozos nunca habían producido en frío, a partir de ese momento se comenzó a aplicar la IAV a escala comercial particularmente en Venezuela, Canadá y California, como método eficiente en el recobro de petróleo pesado y extrapesado. No obstante, con la llegada de la tecnología de pozos horizontales, la producción de yacimientos de crudos pesados y extra-pesados ha sido considerablemente mejorada. Una de las áreas prospectivas para el uso de pozos horizontales es la recuperación térmica usando vapor. Otros procesos conocidos como SAGD, conducción HASD, VAPEX se han diseñado especialmente usando pozos horizontales para el recobro de petróleo que es inmóvil a condiciones originales de yacimiento. Particularmente, en el área tradicional, específicamente en el campo Melones, la perforación de pozos horizontales fue iniciada en 1994 con re-entradas de pozos existentes, y fue continuada en 1995 con nuevos pozos horizontales. Hasta mayo del presente año se han completado 29 re-entradas y 94 nuevos pozos horizontales. Posterior a la aplicación de la tecnología horizontal se comenzó aplicar la IAV para incrementar el recobro de petróleo a partir del año 1998 en pozos horizontales; en el campo se comenzó a aplicar en 1979 en pozos verticales.

1.1. PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA.

Desde 1970, hasta el presente año se han realizado estudios sobre el comportamiento de inyección y producción de proyectos pilotos en yacimientos de crudos pesados particularmente en los estados Anzoátegui y Monagas, con la finalidad de revisar la factibilidad del proceso de inyección alterna de vapor.

Capítulo I. Introducción

Capítulo I. Introducción

En el presente estudio se analiza la viabilidad de la IAV en pozos horizontales como método eficiente en el recobro de crudos pesados y extra-pesados en el área tradicional del distrito San Tomé, estado Anzoátegui, para ello se cuenta con un conjunto de parámetros claves entre los cuales esta la recopilación de información referente a las trayectorias horizontales navegadas de los pozos en el espesor de arena de interés, en adición con los perfiles de producción, con esta última se obtienen resultados de la cantidad de petróleo acumulado, agua producida, cierres por diferentes eventos, tasas máximas y mínimas mensuales de crudo, etc. Con la información de producción posteriormente se obtendrá la cantidad incremental y caliente de crudo durante los ciclos de IAV para cada uno de los pozos sometidos a este proceso, seguidamente se procederá a crear estadísticas con la información de producción e inyección para evaluar el comportamiento de cada pozo. A continuación se determinarán un conjunto de indicadores relacionados con la cantidad de vapor de agua inyectado por pie de longitud en la sección horizontal de cada pozo (ton/pie long), las toneladas de vapor por unidad de área, en este se consideran la longitud horizontal efectiva o conectada a la arena y el espesor de arena neta (ton/pie 2 de área), además se determinará la cantidad de petróleo producido por tonelada inyectada total y adicional, (BNP/ton), luego con toda la información y resultados de producción e inyección se compararán los resultados de los pozos convencionales (verticales, desviados y reentradas) con los pozos horizontales del campo en estudio; y finalmente con los resultados de la comparación, en conjunto con los criterios de selección se realizarán propuestas de pozos candidatos a ser estimulados con vapor. Dado que en trabajos anteriores se han planteado indicadores de producción y que se ha comprobado la efectividad de la IAV, en este estudio se propondrán nuevos indicadores para pozos horizontales, además este estudio servirá como soporte para otros trabajos relacionados con la estimulación térmica de pozos horizontales y/o estudios con simuladores térmicos para así analizar el comportamiento de los fluidos inyectados y producidos, además de las condiciones bajos las cuales la formación se

Capítulo I. Introducción

Capítulo I. Introducción

calienta, el incremento de la presión alrededor del pozo luego de la inyección y las propiedades del crudo producido.

1.2. OBJETIVOS.

  • 1.2.1. Objetivo general:

    • 1.2.1.1. Evaluar los resultados de producción de los proyectos de inyección alterna de

vapor en los pozos horizontales del Campo Melones, comparándolos con los de los

pozos convencionales del mismo campo.

  • 1.2.2. Objetivos específicos.

    • 1.2.2.1. Recopilar

la

información

perteneciente a la producción de los pozos

horizontales sometidos a inyección de vapor. Recabar la información referente a la trayectoria real de los pozos horizontales dentro de la arena productora, haciendo

hincapié en la longitud efectiva y el espesor neto de la arena conectada.

  • 1.2.2.2. Determinar el incremento de la producción de petróleo posterior

a

la

inyección del vapor con respecto a la producción en frío.

  • 1.2.2.3. Generar estadísticas referidas

inyección alterna de vapor.

a los diferentes tipos de pozos sometidos a

  • 1.2.2.4. Analizar los eventos ocurridos durante la producción de petróleo posterior a

la inyección de vapor en cada pozo.

  • 1.2.2.5. Determinar los indicadores ton/pie longitud, ton/pie 2 y BNP adicionales/ton.

  • 1.2.2.6. Comparar los resultados obtenidos con información de pozos verticales y

desviados localizados en el mismo campo en estudio.

  • 1.2.2.7. Estudiar pozos prospectos para ser propuestos en futuros proyectos de

inyección

alternada

de

vapor.

2.1. REVISIÓN BIBLIOGRÁFICA.

II

MARCO TEÓRICO

Rivera, J. Con el interés de incrementar la producción de los yacimientos de crudos pesados y extra-pesados, realizó un trabajo sobre la Extensión del Proyecto de Inyección Alterna de Vapor en el Campo Melones, Arena Mu, Yacimiento MM- 416, en este trabajo se pudieron comparar los volúmenes de vapor inyectado en cada ciclo, la producción acumulada en caliente, las características de cada ciclo, balance de agua inyectada y producida en cada ciclo y estado de pruebas BHT y BHP, todo este trabajo con el fin de llevar a cabo proyectos nuevos de IAV en otros yacimientos [1] . Naumko, E. Realizó un trabajo con el objetivo de evaluar los resultados de los integrados en el proyecto de Inyección Alternada de Vapor de Agua en el Campo Jobo [2] . Amoco Venezuela Oil Company. Empresa responsable de 11 parcelas ubicadas al este de Venezuela en el estado Monagas con una superficie total de 13.590 acres, presentó en agosto de 1973 una solicitud ante el Ministerio de Minas e Hidrocarburos la aprobación para efectuar el proyecto piloto de Inyección alterna de Vapor, dicho proyecto tenía como objetivo evaluar los resultados obtenidos, así como analizar si es necesario ó no la ampliación del proyecto piloto [3] . Muñoz, J. Diseñó un proyecto piloto con la finalidad de determinar el efecto de calentamiento de la formación al reducir la viscosidad del crudo en el yacimiento, así

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

como también el efecto que pudiera tener tal calentamiento en aumentar las productividades individuales en cada pozo [4] .

2.2. DESCRIPCIÓN DEL ÁREA.

2.2.1. Cuenca Oriental de Venezuela.

La cuenca oriental de Venezuela, es la segunda más importante de Venezuela y está situada en la zona Centro-Este del país formando una depresión topográfica y estructural. La misma comprende los estados Guárico, Anzoátegui, Monagas, Delta Amacuro y parte del estado Sucre. Limita por el Norte por la línea que demarca el piedemonte de la serranía del interior central y oriental, al Sur por la ribera Norte del río Orinoco, al Oeste por el levantamiento del Baúl y hacia el Este la cuenca continua por debajo del Golfo de paria y se hunde en el Océano Atlántico hacia el delta del río Orinoco. Esta cuenca tiene una longitud aproximada de 800 km. en sentido Este-Oeste, un ancho promedio de 200 km. y un área aproximada de 165.000 kms 2 y se encuentra subdividida operacionalmente en dos sub-cuencas: sub-cuenca de Guárico y sub- cuenca de Maturín (Figura 2.1). En ésta cuenca se encuentra importantes arenas productoras de petróleo, como la denominada área Mayor de Oficina, siendo las principales formaciones productoras, en orden estratigráfico, Merecure y Oficina.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico Figura Nº 2.1. Ubicación Geográfica de la Cuenca Oriental de Venezuela. 2.2.2.

Figura Nº 2.1. Ubicación Geográfica de la Cuenca Oriental de Venezuela.

2.2.2. Reseña histórica del Campo Melones.

El Campo Melones fue descubierto en el año 1956 con la perforación del pozo MM- 401. La primera etapa se caracterizó por la perforación de pozos verticales en el arreglo hexagonal de 7 pozos invertidos con un espaciamiento entre pozos de 620 metros. El arreglo de 7 pozos es el característico utilizado para los crudos pesados y extra-pesados como los que se producen en el campo melones. Algunos modestos intentos de inyección alterna de vapor (IAV) y combustión in situ se llevaron a cabo en esta etapa, todos con resultados no satisfactorios. Para el año 1979, se reinició en el campo la perforación de pozos verticales y direccionales, debido a la importancia dada al desarrollo de la Faja del Orinoco. De igual manera se llevaron a cabo proyectos agresivos de IAV para lo cual fueron perforados más de 80 pozos. La campaña de IAV alcanzo hasta dos ciclos en la arena Mu, cuya característica principal es que presenta una gran pierna de petróleo con un contacto agua-petróleo en casi toda la extensión del yacimiento. Esto restringe la

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

producción de crudo bajo los esquemas convencionales de pozos verticales y producción en frío. Esta segunda etapa culminó en 1982, cuando concluye la cam paña de perforación de nuevos pozos y la IAV. Entre 1982 y 1984 se continúo produciendo el campo bajo los esquemas

convencionales. En 1984 se integra a este campo el campo melones central con un potencial de producción de 14.000 BPPD el cual originalmente había sido desarrollado por la Corporación Venezolana de Petróleo (CVP) en áreas fuera de concesiones. Este campo fue descubierto por el pozo MEL-1 en el año 1972, y para el momento de la integración contaba con 137 pozos y un proyecto de inyección alterna de vapor en progreso. Anteriormente se había iniciado un proyecto de combustión in situ sin éxito. El arreglo de pozos implantado en este campo es básicamente el mismo que en melones con la única diferencia que el espaciamiento utilizado en Melones central fue de 7 20 metros. El total de pozos perforados para el campo alcanzó el núm ero de 389. Entre 1984 y 1993 se continúo produciendo la mayoría de los pozos en frío y con un bajo nivel de actividad en IAV, completándose el segundo ciclo en 10 pozos del área de Melones Central. En general los resultados de IAV fueron positivos desde el

punto de vista de recobro, presentándose algunos problemas mecánicos c ompletación de los pozos con tuberías o resistentes a altas temperaturas.

debido a la

2 .2.3. Ubicación Geográfica del Campo Melones.

El campo Melones donde se centra el estudio esta ubicado en el municipio Simón Rodríguez al Sur del estado Anzoátegui a 45 Km. de San Tomé, limita al Norte con los campos Ostra y Lejos, al Sudoeste con el cuadrángulo Cariña-Dobokubi y al Oeste con el Campo Oleos y Miga. Tiene una extensión aproximadamente de 699 Km 2 . Geológicamente está situado en el borde del flanco Sur de la Cuenca Oriental de Venezuela, donde la estratificación está determinada por secciones sedimentarias que se adelgazan al Sur, especialmente el Grupo Merecure y Formaciones Oficina y

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

Freites, las cuales se acuñan contra el basamento ígneo-metamórfico, cuya línea de afloramiento va bordeando el Río Orinoco en una dirección aproximadamente Este- Oeste. A la vez este campo está en el borde Norte de la Faja Petrolífera de Orinoco. (F igura 2.2).

SSAANN TTOOMMÉÉ ÁÁRREEAA TTRRAADDIICCIIOONNAALL FFAAJJAA DDEELL OORRIINNOOCCOO EELL TTIIGGRREE
SSAANN TTOOMMÉÉ
ÁÁRREEAA TTRRAADDIICCIIOONNAALL
FFAAJJAA DDEELL OORRIINNOOCCOO
EELL TTIIGGRREE

Figura Nº 2.2. Ubicación Geográfica del Campo Melones.

2 .2.4. Características Geológicas.

El área posee un buzamiento regional de 2 a 3 grados hacia el Norte y aumenta gradualmente hacia el eje de la cuenca. Existe en esta zona algunas estructuras pequeñas, pero lo que realmente controla las acumulaciones de hidrocarburos es la presencia de 3 fallas normales, dos de ellas de mayor desplazamiento con rumbos aproximadamente paralelos al eje de la cuenca en direcciones Este-Oeste y Noroeste- Suroeste. Las acumulaciones petrolíferas se encuentran principalmente en las arenas inferiores de la formación Freites, inferiores y medias de la formación Oficina y en las arenas superiores de la formación Merecure, las arenas son generalmente poco consolidadas y de granos medios a gruesos. La extensión lateral de las arenas también

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

es variable, desde considerables hasta en forma de canales angostos. La porosidad promedio es de 27 %, la permeabilidad de 2.000 milidarcies, saturación de agua 15 % y arcillosidad 15 %. Los análisis de laboratorio indican una Gravedad API promedio de 1 1.9 °, y una viscosidad de 7,20 cps (superficie). En los campos del área tradicional se encuentran espesores considerables de arenas con altas saturaciones de petróleo, razón por la cual, en toda el área se esta empleando tecnología de punta como s on los pozos horizontales para extraer las e normes reservas de crudo del subsuelo.

2 .2.5. Estructura del Área.

Presenta una estructura muy suave hacia el Norte, cortada por sistemas de fallas normales extensivas en direcciones Noreste-Suroeste y en menor cantidad hacia el Noroeste-Sureste las cuales responden a esfuerzos tensionales característicos de bordes de cuencas; el elemento estructural es un homoclinal de buzamiento específicamente al Norte. Los yacimientos petrolíferos se localizan al Norte de las fallas y las condiciones de entrampamiento son típicas en todo el flanco sur de la cuenca, sin embargo, hacia al Norte las caracte rísticas de entrampamiento son más c omplicadas desde el punto de vista estructural.

2 .2.6. Estratigrafía.

La formación Oficina, situada en el flanco Sur de la sub-cuenca estructural de Maturín de Rumbo Este-Noroeste y buzamiento regional de 2 a 4 grados hacia el Norte, es la unidad estratigráfica donde se encuentra la arena en estudio (S5, T) de edad mioceno-oleoceno. Abarca una superficie de aprox. 11.300 km 2 . y posee una extraordinaria variedad de areniscas recipientes formadas por depósitos fluvio- deltáicos a marinos, canales distributarios, barras de meandros y costaneras, abanicos de rotura, etc. Las arenas de la formación son recipientes que individualmente tienen

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

poca extensión lateral a cambio de una prolífica distribución vertical. Frecuentemente no se aprecia bien si dos o más arenas estratigráficamente cercanas presentan comunicación entre sí. Otras veces solo están separadas por intervalos lutíticos delgados cuya efectividad como barreras a la intercomunicación entre arenas puede ser dudosa, especialmente durante aquella etapa en que la cobertura era insuficiente para producir una compactación efectiva en las lutitas. El régimen tectónico del área es de tipo extensivo, caracterizado por un sistema de fallas normales de rumbo Este-Oeste, Noroeste -Sureste y Noreste-Suroeste y una serie de fallas de compensación de salto pequeño. A continuación se presenta en la figura 2.3 la columna estrati gráfica del área mayor de Oficina con sus diferentes miembros y respectivas edades.

Capítulo II. Marco Teórico poca extensión lateral a cambio de una prolífica distribución vertical. Frecuentemente no

Figura Nº 2.3. Columna Estratigráfica del Área Mayor de Oficina.

  • 2 .2.7. Ambiente de Sedimentación.

La secuencia sedimentaria presente en el área comienza con las arenas de la formación Merecure depositadas discordantemente sobre el basamento pre-cretaceo o

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

ignometamorfico del escudo de Guayana y representan una secuencia de canales apilados depositados sobre una planicie deltaica superior. Suprayacente sigue una secuencia alternamente de areniscas, lutitas, limonitas y lignitos pertenecientes a la form ación Oficina que fueron depositados en un ambiente deltáico a marino somero. Sobre la formación Oficina se depositaron las lutitas y limonitas transgresivas de Freites, de ambiente marino poco profundo (pro delta). La parte superior de la secuencia la constituyen las arenas y arcillas de las formaciones las Piedras y Mesa de origen continental-fluvial y netamente fluvial, respectivamente en el cuadrángulo Melones es de tipo combinado; es decir, fallas y controles litológicos laterales. La estructura representa un homoclinal cuyo buzamiento es aproximadamente de 2 a 3 grados hacia el Norte. Las fallas son del tipo tensional y están asociadas al hundimiento de sedimentos hacia el centro de la cuenca y por levantamiento diferencial del escudo de Guayana en el Sur. La o rientación preferencial de los s istemas de fallas es Este-Oeste y Noroeste-Suroeste.

2 .3. BASES TEORICAS.

2 .3.1. Alternativas de Recuperación de Petróleo.

2 .3.1.1. Recuperación primaria.

La recuperación primaria se define como la recuperación de hidrocarburos asociada a mecanismos naturales de producción en un yacimiento, como expansión de la roca y el fluido, gas disuelto, acuífero activo, casquete de gas o bien drenaje gravitacional, en yacimientos naturalmente fracturados, adicionalmente se tiene un mecanismo adicional denominado exudación, que consiste básicamente en la acción combinada de las fuerzas capilares y gravitacionales , las cuales originan la expulsión de los hidrocarburos de la matriz a la fractura [5] .

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

Durante esta etapa el flujo de fluidos dentro del yacimiento, ocurre por energía propia de él. En algunas ocasiones las presiones de fondo de los pozos no son suficientes para llevar los fluidos hasta la superficie, por lo que es necesario diseñar e instalar un sistema artificial de producción que permita recuperar estos hidrocarburos, antes de considerar cualquier proceso de mayor costo y de tecnología sofisticada.

2.3.1.2. Recuperación secundaria.

Para evitar que la presión del yacimiento caiga por debajo de los niveles requeridos para llevar los fluidos al pozo a través del medio poroso, se requiere implementar procesos de recuperación secundaria y mejorada, según las características de cada yacimiento. La recuperación secundaria es toda actividad encaminada a una recuperación de hidrocarburos adicional a la que se obtendría con la energía propia del yacimiento (producción primaria), impartiendo al yacimiento la restitución de la energía de desplazamiento de petróleo en la formación productora. La recuperación secundaria básicamente consiste en la inyección de agua en el acuífero o la inyección de un gas natural en la cima de la estructura, con el propósito fundamental de mantener la presión o, bien, de desplazar los hidrocarburos de la zona de interés, mediante arreglos específicos de pozos inyectores y productores. Comúnmente, esta energía se imparte al yacimiento en forma mecánica, la energía en forma mecánica suministra al yacimiento cuando se inyectan a éste fluidos líquidos o gaseosos que desplazan al petróleo remanente en el yacimiento [5] .

2.3.1.2.1. Mantenimiento de presión.

Con base en el análisis de muchos casos particulares de yacimientos ya explotados en etapas avanzadas, se logro determinar que es muy conveniente proporcionar esa energía adicional al yacimiento desde etapas tempranas de la vida productiva

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

anteriores al agotamiento, esta energía nos permite dar un mantenimiento de presión para los fines económicos y los de recuperación buscados. A éste proceso se le conoce como mantenimiento de presión [5] .

2.3.1.3. Recuperación terciaria (Recuperación Mejorada).

Los procesos de recuperación mejorada surgen como una alternativa para incrementar la recuperación de hidrocarburos, modificando las características de los fluidos y las fuerzas capilares que actúan sobre ellos. La recuperación mejorada se fundamenta principalmente en técnicas sofisticadas en la operación; suele ser de alto costo, pero muy efectivas, así pues, la recuperación mejorada de hidrocarburos se define como la producción de petróleo, mediante la inyección de un fluido que además de desplazar el crudo, modifica favorablemente los mecanismos de recuperación de hidrocarburos. Las técnicas pueden ser aplicadas en cualquier etapa durante la explotación del yacimiento; de hecho, existen formaciones que por sus características geológicas y petrofísicas, sólo pueden ser explotadas mediante técnicas de recuperación mejorada. La recuperación mejorada, llamada también recuperación terciaria, incluye los procesos térmicos, químicos, inyección de gas miscible e inmiscible y microorganismos (Tabla 2.1); para cada uno de éstos se tiene una amplia gama de procesos de aplicación, los cuales deben ajustarse y ser acordes a las características del yacimiento en el que se quiera implantar. Así, por ejemplo, en un desplazamiento inmiscible en un medio poroso y permeable, las fuerzas viscosas tienden a movilizar el petróleo mientras que las fuerzas capilares tienden a retenerlo. Así, la filosofía de la recuperación mejorada se basa precisamente en modificar las características de los fluidos a fin de disminuir efectos capilares e incrementar la movilidad del fluido desplazado, disminuyendo aquélla del fluido desplazante.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

En la actualidad la formulación de proyectos integrales de inversión, se inicia desarrollando los estudios integrales de yacimientos y proponiendo la realización de proyectos tendientes a maximizar el valor económico de las reservas a largo plazo, a través de la optimización de esquemas de explotación. Con base en la integración, selección, procesamiento y análisis de la información disponible de los campos, es posible por medio de tecnología sofisticada, reproducir la historia de presión-producción del campo, así como su comportamiento futuro hasta el abandono, conceptuar diferentes escenarios para la optimización del esquema de explotación, identificar las opciones de inversión referidas al desarrollo del campo, instalar sistemas artificiales de producción, optimizar la infraestructura existente y prever la implantación de un proceso de recuperación secundaria y mejorada de hidrocarburos, que permitirá incrementar significativamente los factores de recuperación de los yacimientos petroleros que existen en nuestro país [5] .

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

Tabla Nº 2.1. Métodos de Recuperación Mejorada.

MÉTODO

OBJETIVO

 

Térmicos.

Inyección Cíclica de Vapor Inyección Continua de Vapor

Proporcionar energía térmica al yacimiento con el fin de mejorar la eficiencia de barrido debido a la reducción de la

Inyección de Agua Caliente Combustión in Situ, SAGD

viscosidad y expansión del crudo.

 

Químicos.

Polímeros Surfactantes Soluciones Alcalinas

Introducir aditivos químicos al yacimiento para cambiar las propiedades fisicoquímicas del fluido desplazado y desplazante con el fin de reducir las fuerzas capilares e interfaciales y optimizar la relación de movilidad.

 

Miscibles o Parcialmente Miscibles.

Hidrocarburos CO 2 Gas Inerte (N 2 )

Inyección de fluidos con alta solubilidad en el crudo, creando una zona de mezclado con baja tensión interfacial y una mayor eficiencia de desplazamiento.

 

Microorganismos.

Microorganismos

Inyección de bacterias o nutrientes que propicien la generación, en sitio, de gases, polímeros y/o surfactantes.

2.3.2. Procesos de Recuperación Térmica.

2.3.2.1. Recuperación Térmica.

Se conoce como recuperación térmica a todo proceso donde se inyecta u origina energía térmica en el yacimiento con el fin de aumentar la recuperación de petróleo. El objetivo básico en la aplicación de métodos térmicos es la reducción de la viscosidad del petróleo para así mejorar la movilidad, por lo tanto son especialmente adecuados para petróleos viscosos (de 5 a 20 ºAPI) aunque son usados para petróleos de hasta 45 ºAPI. Otros beneficios obtenidos con los métodos térmicos son la reducción de la saturación residual de petróleo a consecuencia de la expansión

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

térmica, aumento de la eficiencia areal, por efecto de la mejora en la razón de movilidad, destilación con vapor y craqueo térmico [6] .

2.3.2.2. Inyección de Vapor.

Es un proceso mediante el cual se suministra energía térmica al yacimiento inyectando vapor de agua. El proceso de inyección puede ser en forma continua ó alternada [6] .

2.3.2.2.1. Inyección Continua de Vapor.

En la inyección continua de vapor, el vapor es inyectado a través de un cierto número de pozos, mientras el petróleo es producido a través de pozos adyacentes. En este proceso se deben seleccionar el arreglo de pozos inyección / producción. El vapor forma una zona saturada alrededor del pozo de inyección, concentrada en la parte superior de la formación debido al efecto de la gravedad. La temperatura de esta zona es aproximadamente igual a la del vapor inyectado a medida que el vapor se aleja del pozo inyector, su temperatura disminuye debido a la disminución de presión, a la expansión del vapor y a las pérdidas de calor hacia las formaciones adyacentes. A cierta distancia del pozo inyector, el vapor se condensa en un frente de agua caliente, en la zona de vapor el petróleo es desplazado gracias a su destilación, empuje por expansión y por los efectos de “aquatermolisis” (reacciones químicas). Los principales mecanismos que contribuyen al desplazamiento del petróleo en este tipo de proceso son: la expansión térmica de los fluidos del yacimiento, la reducción de la viscosidad del petróleo y la destilación por vapor. Este último es quizás el más significativo. Además de estos mecanismos, también se han notado efectos del empuje por gas en solución y de extracción por solventes [6] .

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

2.3.2.2.2. Inyección Cíclica de Vapor.

Uno de los procesos de inyección de vapor más utilizados en la actualidad, es el de la inyección alternada de vapor (también conocida como inyección cíclica de vapor, remojo con vapor y estimulación con vapor). Esta técnica consiste en la estimulación individual de cada pozo mediante la inyección intermitente de vapor. En forma simple, el proceso consiste en inyectar en una formación productora a través de un pozo productor por un periodo de tiempo determinado, luego del cuál el pozo es cerrado por un cierto tiempo (para permitir la suficiente distribución del calor inyectado). Después de esto, el pozo es nuevamente puesto en producción (Figura

2.5).

Los principales mecanismos que contribuyen a la recuperación de petróleo mediante inyección cíclica de vapor son: la disminución de la viscosidad del petróleo, la expansión térmica de los fluidos de la formación, la compactación roca-yacimiento en caso de existir, etc.

Etapa 1 Etapa 2 Etapa 3 Inyección Fase de Producción del Vapor Remojo Vapor inyectado Hacia
Etapa 1
Etapa 2
Etapa 3
Inyección
Fase de
Producción
del Vapor
Remojo
Vapor inyectado
Hacia el yacimiento
Vapor y condensado de agua caliente
reducen la viscosidad del crudo
Crudo calentado y agua son
bombeados hasta la superficie
Figura Nº 2.4. Esquema de un ciclo de Inyección Alterna de Vapor.
Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

2.3.2.2.3. Criterios de diseño para la selección del yacimiento en un proyecto de inyección alterna de vapor.

La mayoría de los criterios de diseño, normalmente conocidos para proyectos de estimulación con vapor son los siguientes [6] :

El petróleo en sitio debe ser del orden de 1.200 Bls/acre-pie o más, con la

finalidad de que el proyecto resulte económicamente exitoso. La permeabilidad debe ser suficientemente alta para permitir una inyección rápida

del vapor y una alta tasa de flujo de petróleo hacia el pozo. La viscosidad del petróleo debe ser del orden de 4.000 cps., a condiciones del

yacimiento, pero puede ocurrir que en algunos casos se tenga una viscosidad más baja, la gravedad API es conveniente en el rango de 8 a 15º. La máxima profundidad práctica es de 3.000 pies. , valores de profundidad

menores son deseables ya que las perdidas en el pozo son bajos y las presiones de inyección requeridas serán también menores. La tasa de inyección debe ser tan alta como sea posible, con la finalidad de

inyectar el calor requerido (del orden de 10-50 MMBTU/pie de espesor por ciclo) en el menor tiempo posible. De esta forma se disipa menos calor. El espesor de arena neta debe ser mayor de 20 pies y es conveniente que la

presión del yacimiento sea moderadamente alta, sin embargo, existen proyectos exitosos donde la presión del yacimiento es baja, del orden de 40 lpc. El tiempo de remojo puede ser de 1 a 4 días, aunque este tiempo se puede

extender a períodos más largos. La producción estimada se puede extender hasta 6 meses, aunque en algunos casos dura muy poco. El tiempo de inyección es normalmente de 3 semanas. La cantidad de vapor a ser inyectado es una variable difícil sobre la cual decidir. Posiblemente la mejor guía se obtiene en base al radio calentado que se desea obtener [6] .

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

Tabla Nº 2.2. Criterios de Selección del Yacimiento en un proyecto de IAV.

Espesor de arena, pies

30

 

Profundidad, pies

< 3.000

Porosidad, %

30

 

Permeabilidad, mD.

1.000

– 2.000

Tiempo de remojo, días

1

– 4

Tiempo de inyección, días

14 –21

 

Número de ciclos

3

– 5

Saturación de petróleo, Bls/acre-pie

1.200

 

Calidad del vapor, %

> 85

 

Gravedad, ºAPI

< 15

 

Viscosidad del petróleo (cond. de yac), cp

< 4.000

Presión de inyección, lpc

< 1.400

Inyección de vapor/ciclos, bls.

7.000

 

K.h/µ , mD-pie/cp

< 200

 

2.3.2.2.4. Parámetros involucrados en los procesos de inyección cíclica de vapor.

Los parámetros que influyen en los procesos de inyección cíclica de vapor han sido divididos tradicionalmente en dos grupos. Las variables controlables y no controlables. Los parámetros controlables incluyen: La calidad del vapor, tiempo de remojo, frecuencia, número y duración de los ciclos y el volumen de vapor a ser inyectado. Las variables no controlables están asociadas con el pozo o yacimiento. La más importante de estas es: presión de yacimiento, espesor de arena, permeabilidad de la formación, viscosidad del petróleo y gravedad API, el tamaño del acuífero del yacimiento, heterogeneidad del yacimiento, volumen de petróleo a ser drenado y características de humectabilidad de la roca con composición del fluido y variación de temperatura [6] .

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

 

2.3.2.2.5.

Ventajas de la inyección alterna de vapor:

Respuestas rápidas de los pozos. Hay un incremento de la producción superior a 2 veces la tasa de producción en frío, es decir, la tasa antes de la inyección de vapor. La rentabilidad del proceso es alta, superior a la de inyección continua de vapor.

No es afectado grandemente por la heterogeneidad del yacimiento.

2.3.2.2.6.

Desventajas de la inyección alterna de vapor:

La inyección alterna de vapor solo afecta una porción del yacimiento, en las cercanías del pozo.

Bajo recobro de petróleo en comparación con la inyección continua de vapor.

Más del 50 % del agua inyectada en forma de vapor queda en el yacimiento, creando una zona de alta saturación de agua.

El condensado del vapor hidrata las arcillas y reduce la productividad de los pozos. Se incrementa considerablemente la producción de agua sí el pozo esta cerca de un acuífero. Acelera el mecanismo de compactación lo cual puede generar subsidencia en superficie [6] .

 

2.3.2.2.7.

Ciclo de inyección alterna de vapor.

Es el proceso completo, incluyendo la inyección de vapor, la etapa o tiempo de remojo y la fase de producción de los fluidos calientes. Para otros efectos de inyección alterna de vapor, los ciclos avanzados son todos los que ocurren luego del primero [7] .

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

  • 2.3.2.2.8. Tonelaje optimo.

Es el volumen de vapor justo que requiere el pozo para que su rendimiento, tanto energético como económico, sea máximo [7] .

  • 2.3.2.2.9. Producción en frío.

Es la etapa previa a la evaluación de un primer ciclo de inyección alterna de vapor. Ocurre entre la completación original del pozo y la primera inyección de vapor que se le haga al mismo [7] .

  • 2.3.2.2.10. Tiempo de remojo.

Es el tiempo que se tarda en completar el pozo y ponerlo a producción, luego de que es inyectado con el volumen de vapor determinado para ese pozo [7] .

  • 2.3.2.2.11. Producción en caliente.

Etapa de producción posterior a la inyección de vapor. Culmina cuando la temperatura de fondo del pozo se encuentra muy cerca a la de formación [7] .

2.3.2.3. Inyección de Agua Caliente.

La inyección de agua caliente al igual que la inyección continua de vapor, es un proceso de desplazamiento. El proceso consiste en inyectar agua caliente a través de un cierto número de pozos y producir el petróleo por otros. Los pozos de inyección y producción se perforan en arreglos, tal como en la inyección continua de vapor. En su forma más sencilla, la inyección de agua caliente involucra solamente el flujo de dos fases: agua y petróleo, mientras que los procesos a vapor y los de combustión

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

envuelven una tercera fase: Gas. En este sentido, los elementos de la inyección de agua caliente son relativamente fáciles de describir, ya que se trata básicamente de un proceso de desplazamiento en el cuál el petróleo es desplazado inmisciblemente tanto por el agua caliente como fría. Exceptuando los efectos de temperatura y el hecho que generalmente se aplican a crudos relativamente viscosos, la inyección de agua caliente tiene varios elementos comunes como la inyección convencional de agua. Los principales mecanismos que contribuyen al desplazamiento del petróleo en la inyección de agua caliente básicamente son: la reducción de la viscosidad del petróleo, mantenimiento de presión en el yacimiento y la expansión térmica de los fluidos de la formación.

2.3.2.4. Combustión in situ.

Es un proceso de recuperación térmica donde el calor usado para reducir la viscosidad del petróleo es generado en el yacimiento al quemar parte del petróleo existente en el mismo, la combustión es generada por un combustible que en este caso es parte del petróleo en el yacimiento y con aire inyectado en el mismo, el aire puede ser enriquecido con oxigeno.

Los diferentes tipos de combustión in situ se clasifican en:

  • a. Métodos convencionales: Combustión directa seca, combustión directa húmeda y combustión en reversa.

  • b. Métodos mejorados: Inyección de aire enriquecido, inyección de oxigeno y estimulación con combustión.

El

procedimiento

de

campo,

sugerido

comúnmente

en

los

procesos

combustión in situ, se describe a continuación:

de

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

Inyectar aire a través de ciertos pozos de inyección hasta estar seguro que exista una buena saturación de aire en el yacimiento. Iniciar la ignición de crudo; Esto se puede dar de manera artificial ó espontánea. En la artificial se requiere usar calentadores eléctricos o inyección de sustancias oxidantes (Permanganato de Potasio) de tal manera de aumentar la temperatura cercana al pozo. La temperatura de ignición espontánea ocurre por la oxidación del crudo a través del oxígeno inyectado con el aire. Detectar la ignición, lo cual se puede hacer con medidores de temperatura o una termocupla bajados al fondo del pozo, cada cierto tiempo corriendo un registro de temperatura.

Una vez iniciada la ignición se continúa inyectando aire para mantener la misma y

así lograr que el frente avance hacia los pozos de producción. Se debe medir continuamente la temperatura en los pozos de producción.

Si el pozo de producción tiene un diseño que soporta las altas temperaturas, se puede permitir que el frente de combustión llegue a esos pozos, sino debe cerrarse a una temperatura en el orden de 400 °F y llenarlos con agua.

2.3.2.5. Drenaje Gravitacional Asistido por Vapor (SAGD).

El proceso SAGD es una modalidad de la inyección continua de vapor que incorpora pozos horizontales productores cerca de la base del yacimiento y pozos inyectores horizontales o verticales, perforados por encima de los productores, inyectando vapor el cual satura una porción del yacimiento, creando una cámara de vapor. En este, el vapor es inyectado desde un pozo horizontal ubicado paralelamente por encima del productor dentro del mismo intervalo de interés. El vapor fluye dentro de la cámara, se condensa en la interfase y el calor liberado es transferido hacia la región del yacimiento que rodea la cámara. El petróleo que se encuentra en la vecindad de la cámara se calienta y comienza a moverse debido a la reducción de su viscosidad. La fuerza de gravedad guía el movimiento de petróleo desde los alrededores del

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

perímetro de la cámara hacia el pozo productor, en una dirección aproximadamente paralela a la interfase, tal como se muestra en la figura 2.4 donde se puede apreciar el esquema de pozos para SAGD. El método SAGD es fácil de implementar, gracias al advenimiento de la perforación horizontal que permite perforar dos pozos en paralelo; sin embargo, si el pozo inyector queda muy cerca del pozo productor el vapor puede invadirlo y si queda muy separado, el vapor no alcanza a generar suficiente calor para que el crudo drene por gravedad hacia el pozo productor.

Capítulo II. Marco Teórico perímetro de la cámara hacia el pozo pr oductor, en una dire

Figura Nº 2.5. Modelo de Pozos para un Proceso SAGD.

2.3.3. Aislantes Térmicos para Pozos con Inyección Alterna de Vapor.

Es un fluido (gas ó líquido) o un sólido que es colocado en los pozos a ser sometidos a inyección alterna de vapor, con la finalidad de evitar que ocurran grandes perdidas de calor hacia el revestidor y la formación a lo largo de la tubería, permitiendo que el vapor llegue al fondo del pozo con suficiente calidad como para calentar el yacimiento [8] . A continuación se describen algunos tipos de aislantes:

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

Ken-pak:

Es una grasa gelatinosa con propiedades tixotrópicas, la cual crea una barrera impermeable y de aislamiento térmico entre el revestidor de producción y la tubería de inyección que opone resistencia al flujo de calor hacia la tubería revestida.

Nitrógeno:

El nitrógeno es un gas inerte, inodoro, incoloro e insípido, el cual ha tenido aplicación

particular como aislante térmico durante los procesos de inyección de vapor, aprovechando su baja conductividad térmica a bajas presiones [8] .

Gel-int:

Al igual que el KEN-PAK, el GEL-INT, es un líquido gelatinoso con excelentes

características tixotrópicas que crea una barrera de aislamiento térmico, entre el revestidor de producción y la tubería de inyección.

Aislantes sólidos:

A este grupo pertenecen los silicatos de sodio y calcio, que son sólidos colocados en

un espacio vacío existente entre la tubería de producción y otra tubería concéntrica a ella, formando lo que se conoce como tubería pre-aislada. En la Faja se colocan dos tipos de tubería pre-aislada: la THERMOCASE III de la General Electric y la HEATSEAVER II de la Baker [8] .

2.3.4. Tipos de Pozos.

2.3.4.1. Pozos de exploración.

Después del análisis de datos geológicos y de las prospecciones geofísicas se perforan pozos de exploración, en tierra firme o en el mar. Los pozos de este tipo que se perforan en zonas donde no se había encontrado antes petróleo ni gas se denominan

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

pozos experimentales o de cateo. Los pozos donde se encuentra petróleo y gas reciben el nombre de “pozos de descubrimiento”. Otros pozos de exploración, conocidos como “pozos de delimitación” o “de valorización”, se perforan para determinar los límites de un yacimiento después del descubrimiento, o para buscar nuevas formaciones que contengan petróleo o gas, situadas cerca o debajo de las que ya se sabe que contienen el producto. A un pozo donde no se encuentra petróleo ni gas, o solo en cantidades demasiado escasas para una producción económica se llama “pozo seco”.

  • 2.3.4.2. Pozos de desarrollo.

Después de un descubrimiento se determina de forma aproximada la extensión del yacimiento mediante una serie de pozos de delimitación o de valoración. Acto seguido se perforan pozos de desarrollo para producir gas y petróleo, cuyo número depende de la definición esperada del yacimiento, tanto en tamaño como en productividad. Debido a la incertidumbre acerca de la forma o el confinamiento de los yacimientos, algunos pozos de desarrollo pueden resultar pozos secos. A veces, la perforación y la producción se realizan simultáneamente.

  • 2.3.4.3. Pozos de geopresión y geotérmicos.

Son pozos que producen agua a una presión (7.000 psi) y una temperatura (149 °C) extremadamente elevadas, la cual puede contener hidrocarburo. El agua se convierte en una nube de vapor caliente y gases que se expande rápidamente al ser liberada a la atmósfera debido a una fuga o una rotura.

  • 2.3.4.4. Pozos mermados o casi agotados.

Son los que producen menos de 10 barriles de petróleo diarios en un yacimiento.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

  • 2.3.4.5. Pozos de múltiples zonas.

Cuando se descubren múltiples zonas productivas al perforar un solo pozo, pueden introducirse una columna de tubos en mismo pozo para cada una de las formaciones. El petróleo y el gas de cada formación se dirigen a su respectiva tubería y se aíslan de las demás mediante obturadores, que sellan los espacios anulares entre la columna de tubos y el revestimiento. Son los denominados “de múltiples zonas”.

  • 2.3.4.6. Pozos de inyección.

Bombean aire, gas o productos químicos a los yacimientos de los campos de producción, ya sea para mantener la presión o para desplazar el petróleo hacia pozos de producción mediante fuerzas hidráulicas o un aumento de la presión.

  • 2.3.4.7. Pozos de servicio.

Son los que se utilizan para operaciones de pesca de tubos o accesorios y operaciones con cables de acero, colocación de obturadores o tapones, o retirada y rehabilitación. Así mismo se perforan para la evacuación subterránea del agua salada que se separa del crudo y del gas.

2.3.5. Yacimiento.

Un yacimiento de se define como una unidad geológica de volumen limitado, porosa y permeable, capaz de contener hidrocarburos líquidos y/o gaseosos, a través de la cual estos fluidos pueden desplazarse para ser recuperados, bajo presiones existentes o aplicadas externamente. Está constituido por dos elementos fundamentales: el medio recipiente y los fluidos almacenados en ese medio. Implica la correlación de

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

dos aspectos básicos para la industria petrolera: las consideraciones geológicas y las propiedades de los fluidos contenidos en el yacimiento [9] .

  • 2.3.6. Reservas.

Son los recursos o volúmenes de hidrocarburo que puede aportar un pozo o

un

yacimiento durante su vida productiva, los cuales han sido contactados mediante pruebas de producción y que, según la información geológica y de ingeniería de yacimientos disponible pueden ser producidos comercialmente, con la tecnología disponible [9] .

  • 2.3.7. Métodos de Levantamiento Artificial.

Un pozo fluye si tiene suficiente energía en el fondo (presión) para levantar el fluido a la superficie. El levantamiento artificial se aplica a un pozo si la presión del yacimiento no es suficiente para lograr que el pozo fluya, o cuando se desea incrementar la producción de un pozo que produce por flujo natural [10] . Se denomina levantamiento artificial, al conjunto de métodos utilizados para levantar el crudo desde el subsuelo hasta la superficie, por medio de la aplicación de una energía a nivel del pozo y por lo tanto ajena a la energía original del yacimiento. La selección del método de levantamiento artificial está basada en las condiciones presentes en el yacimiento o por las facilidades del área. El objetivo principal es emplear un sistema con el cual producir el máximo volumen posible, con la instalación más económica. Para lograr dicho objetivo se deben considerar, además de los factores técnico- operacionales, dos factores de costos:

El costo inicial.

El costo de operación y mantenimiento del equipo después de instalación.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

Los métodos de producción de crudos pesados y extra-pesados varían según la viscosidad del fluido y pueden también incluir el aislamiento de la sarta de cabillas en un ambiente de aceite o crudo liviano, la inyección de diluente en el fondo del pozo, bombeo convencional, y por último gas lift cuando la viscosidad no es muy elevada. La utilización de uno u otro método depende de los factores propios de cada área productora. El levantamiento artificial de crudos pesados y extra-pesados en el Sur de Anzoátegui sé realiza a través de los siguientes métodos:

Bombeo mecánico.

Bombeo electro sumergible.

Bomba de cavidad progresiva.

A continuación se describe brevemente cada uno de estos métodos.

2.3.7.1. Bombeo Mecánico.

Este método emplea una bomba reciprocante de desplazamiento positivo en el fondo del pozo para elevar la presión del fluido y enviarlo a la superficie. La bomba de subsuelo esta compuesta por los siguientes elementos básicos: el barril, el pistón, la válvula fija y la válvula viajera. Para que ocurra la acción de bombeo, el pistón realiza un movimiento reciprocante dentro del barril. Las válvulas fija y viajera, son válvulas de no retorno, de bola y asiento, de modo que sólo permiten el flujo en la dirección hacia el cabezal. El volumen encerrado entre estas dos válvulas constituye la cámara de bombeo. Cuando el pistón asciende, la válvula viajera se cierra y la válvula fija se abre, permitiendo la entrada de fluido hacia la cámara de bombeo. Cuando el pistón desciende, se cierra la válvula fija y se abre la válvula viajera, lo cual permite la salida del fluido de la cámara de bombeo hacia la descarga de la bomba.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

La bomba de subsuelo es accionada por una sarta de cabillas que transmite el movimiento reciprocante desde la superficie hasta la bomba. En el extremo superior de la sarta de cabillas se encuentra la barra pulida, la cual se encarga de garantizar un buen sello en el prensaestopas colocado sobre el cabezal, de modo de minimizar la fuga de fluidos de producción. La barra pulida es accionada por el elevador colocado en el cabezote del balancín de superficie. El balancín es un conjunto de elementos mecánicos que se encargan de transformar el movimiento giratorio de un motor (Figura 2.5), generalmente eléctrico, en movimiento reciprocante. Debido a que el número de careras por minuto requeridos a nivel del sistema de bombeo es relativamente bajo, es necesario colocar una caja reductora entre el motor y el balancín.

Capítulo II. Marco Teórico La bomba de subsuelo es accionada por una sarta de cabillas que

Figura Nº 2.6. Esquema del Bombeo Mecánico Tipo Balancín.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

2.3.7.2. Bombeo de Cavidad Progresiva (BCP).

Al igual que el sistema de bombeo mecánico, en este caso existe una bomba de

desplazamiento positivo en el fondo del pozo. Sin embargo, en este sistema la bomba

s e acciona por rotación. La bomba de cavidad progresiva (BCP) posee dos elementos:

  • a. El rotor metálico.

  • b. El estator, el cual usualmente es elástico, fabricado de material elastómero.

El rotor y el estator presentan una geometría helicoidal. El rotor se puede definir

como un tornillo de un hilo o entrada, mientras que el estator se definiría como una

rosca de dos entradas. Esta diferencia en el número de hilos o entradas y en el paso de

estos dos elementos, produce cavidade s sucesivas entre la succión y la descarga de la

bom ba, separadas por líneas de sello.

Al girar el rotor dentro del estator, estas cavidades se desplazan desde la succión

a la descarga, produciendo el incremento de la presión requerido para realizar el

levantamiento del fluido. El accionamiento del rotor es realizado mediante una sarta

de cabillas que transmite el movimiento giratorio desde la superficie, donde un

cabezal especial para BCP cumple con las funciones de suministrar el torque y

velocidades requeridas, así como de soportar la carga axial generada por el peso de

las cabillas y por el peso del fluido sobre el rotor. El equipo de superficie está

compuesto por el motor (usualmente eléctrico), un sistema de transmisión que incluye

cajas reductoras de engranajes y puede incluir además un sistema de transmisión por

correas. La transmisión por correas puede ser de relación de velocidades fija o

variables. En los casos que el motor se acopla directamente a la caja reductora, se

suele utilizar un variador de frecuencia (Figura 2.6) para accionar el motor eléctrico

y controlar la velocidad de bombeo. Este sistema ofrece la eficiencia m ecánica y

term dinámica más alta de todos los métodos de levantamiento existentes.

o

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

Motor Variador de Caja de Frecuencia Engranaje Acople Motor Rotor Eléctrico
Motor
Variador de
Caja de
Frecuencia
Engranaje
Acople
Motor
Rotor
Eléctrico

Figura Nº 2.7. Esquema de un equipo con Bomba de Cavidad Progresiva.

2.3.7.3. Bombeo Electro Sumergible.

En este sistema, la bomba de subsuelo es turbodinámica de acción centrífuga o

combinada (centrífuga-axial), la cual es accionada por un motor eléctrico, el cual

también se encuentra instalado en el fondo. El motor es alimentado con alto voltaje

que es conducido desde superficie a través de un cable especialmente diseñado para

soportar las rigurosas condiciones de operación impuestas dentro de operación

impuestas dentro de un pozo petrolero.

El equipo de subsuelo es bastante complejo, comparado con los sistemas de BM

y BCP. Existen elementos para garantizar el enfriamiento adecuado del motor, sellos

para evitar la contaminación del mismo, a la vez que permiten la expansión térmica

que experimenta el aceite interno del motor.

En superficie se requiere un transformador para obtener los altos voltajes que

utiliza este sistema. En este caso, el uso de un Variador de frecuencia es

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

imp rescindible para un arranque adecuado y para controlar la velocidad de operación

de la bomba.

Este sistema permite manejar caudales mucho más elevados que los obtenidos

con otros sistemas de bombeo, sin embargo los consumos de potencia por barril por

día

son también más elevados, especialmente en crudos de alta viscosidad (más de

100 cps).

Este método de levantamiento artificial de crudos es aplicable cuando se desea

desp lazar volúmenes de fluidos con alta eficiencia y rentabilidad, en pozos profundos

y potencial asociado con grandes perspectivas.

El rango de capacidad de los equipos en cuanto al desplazamiento va desde 200-

100.000 BFPD, y con profundidades de bombeo que llegan hasta los 15.000 pies.

Una instalación típica de bombeo electro sumergible esta integrada por: Motor,

Protector o Sello, Separador de Gas, Bomba, Cable, Caja de Venteo, Variador de

Frecuencia o Tablero d e Control, Transformadores (figura 2.7). Pueden en algunas

instalaciones llevar equipos operacionales de control y seguridad, como sensores de

presión y temperatura.

Capítulo II. Marco Teórico imp rescindible para un arranque adecuado y pa ra controlar la velocidad

Figura Nº 2.8. Diagrama y Componentes de un Equipo Electro Sumergible.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

2.3.8. Pozos Horizontales.

  • 2.3.8.1. Definición.

Se definen como pozos horizontales aquellos en los cuales se perfora el yacimiento en

forma paralela a los planos de estratificación. El término pozo horizontal no solo se

refiere a pozos con 90° de inclinación con respecto a la vertical (Figura 2.8), puesto

q ue también son considerados como pozos horizontales aquellos que son perforados

paralelos al buzamiento del estrato [11] .

Capítulo II. Marco Teórico 2.3.8. Pozos Horizontales. 2.3.8.1. Definición. Se definen como pozos horizontales aquellos en

Figura Nº 2.9. Diagrama d e Pozo Horizontal.

  • 2.3.8.2. Ventajas de los Pozos Horizontales.

L as principales ventajas que presentan los pozos horizontales ante los verticales son

las siguientes:

Incrementa el área de drenaje por pozo en el yacimiento.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

Reduce la conificación de agua y/o gas en formaciones con problemas de

interfase de fluidos, y los problemas de producción de arena, por lo que es

probable que aumente el recobro final de los yacimientos.

Acelera el recobro debido a las altas tasas de reproducción, por consiguiente se

obtiene mayor petróleo producido por pozo al final de su vida, y se reduce el

número de pozos requeridos para desarrollar un yacimiento.

Aumenta el índice de productividad de 3 a 5 veces para una misma caída de

presión.

Factibilidad de producir yacimientos que con pozos verticales resulta

antieconómico su desarrollo.

Aumenta la inyección, en casos de inyección de fluidos.

Puede hacerse perforaciones horizontales perpendiculares a las fracturas, en

yacimientos naturalmente fracturados para aumentar la productividad.

Puede reemplazar hasta cuatro pozos verticales dentro de un mismo yacimiento.

Mejora la eficiencia de barrido en proyectos de reproducción mejorada de

petróleo [11] .

2.3.8.3. Desventajas de los Pozos Horizontales.

Entre las desventajas que

tienen este tipo

de

pozos en comparación con

los

convencionales tenemos:

El costo de un pozo horizontal es el de 1,3 a 4 veces mayor que el de un pozo

vertical, dependiendo del método de perforación y de la técnica de completación

empleada.

Se requiere mayor tiempo de perforación que en un pozo vertical, y debido a la

mayor complejidad de las operaciones hay un incremento de riesgo a presentar

problemas operacionales.

Las barreras de permeabilidad vertical limitan la eficiencia de barrido vertical.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

La corrida de riesgos presenta dificultad para corregir el rumbo de la perforación.

Las opciones de completación son limitadas, en los casos en que se deseen

controlar los problemas ocasionados por altos cortes de agua y/o altas relaciones

gas-petróleo.

En yacimientos el pozo podría no interceptar las fracturas, aún siguiendo la

trayectoria planificada.

El daño de la formación, la excesiva ondulación de la trayectoria del pozo y los

bajos gradientes de presión podrían dificultar la limpieza del mismo.

En formaciones donde la producción de arena es un problema, las secciones

onduladas pueden ser taponadas por disposiciones de arena [11] .

2.3.9. Aplicaciones de los Pozos Horizontales.

  • 2.3.9.1. Yacimientos de Poco Espesor de Arena.

La relación de índices de productividad decrece a medida que el espesor del

yacimiento aumenta, ya que se puede obtener una mayor ganancia en el área de

contacto, es decir, que en la perforación de yacimientos de espesores grandes, el

incremento en la productividad de un pozo horizontal es menor en comparación a un

pozo vertical, a diferencia de los yacimientos que poseen poco espesor, donde el

incremento en la productividad de un pozo horizontal es significativo en comparación

con el pozo vertical [11] .

  • 2.3.9.2. Yacimientos Naturalmente Fracturados.

Los pozos horizontales son aplicables en esta situación, debido a que las fracturas

naturales permiten drenar en forma efectiva altas tasas de producción cuando son

interceptadas perpendicularmente, debido a la longitud que permiten los pozos

horizontales en este tipo de yacimiento.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

  • 2.3.9.3. Yacimientos con Problemas de Conificación de Agua y/o Gas.

Es necesario reducir este tipo de problema debido a que tienden a disminuir el

recobro de petróleo. Los pozos horizontales permiten reducir la conificación de agua

y/o gas, ya que la caída de presión alrededor del pozo es menor que en un pozo

vertical, en el cual podría minimizarse este parámetro, pero disminuiría la tasa de

producción, ya que la caída de presión y la tasa de producción son directamente

proporcionales, no resultando rentable en un pozo de este tipo.

Es necesario hacer notar que la caída de presión en un pozo horizontal es menor

que en un pozo vertical, debido a que los pozos horizontales poseen una mayor área

de exposición al flujo y por ende menores velocidades de los fluidos. El objetivo de

los pozos horizontales es maximizar la producción de crudo y reducir la producción

de gas y/o agua en comparación con un pozo vertical.

  • 2.3.9.4. Yacimientos de Gas No Asociado.

En yacimientos de alta como de baja permeabilidad, los pozos horizontales surgen

como alternativa para solventar este tipo de problemas, ya que disminuyen la

turbulencia alrededor del hoyo y por ende reducen los problemas de arenamiento en

formaciones de poca consolidación.

  • 2.3.9.5. Yacimientos de Alta Permeabilidad.

En pozos verticales, la velocidad del gas en la cercanía del pozo es alta, lo cual

produce un efecto de turbulencia que origina una disminución de la presión que

restringe la tasa de gas. El efecto de turbulencia puede reducirse por un

fracturamiento de la formación el cual reduce la velocidad del gas alrededor del

pozo [11] .

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

2.3.9.6. Yacimiento de Baja Permeabilidad.

Los pozos verticales difícilmente drenan grandes volúmenes de gas debido a que la

permeabilidad es baja, siendo necesario un fracturamiento o una estimulación para

drenar el yacimiento. Los pozos horizontales surgen como una alternativa, ya que

reducen el número de pozos verticales requeridos para drenar el yacimiento, debido a

que el espaciamiento entre los pozos debe ser menor en comparación con un

yacimiento de alta permeabilidad [11] .

2.3.10. Tipos de pozos horizontales.

Existen básicamente cuatro tipos de pozos horizontales. Cada uno de estos pozos

posee una técnica que va en función directa con la tasa de incremento de ángulo y por

supuesto en el desplazamiento horizontal. Adicionalmente se requiere de un

ensamblaje especial de la sarta de perforación para poder obtener los grados de

inclinación máximo hasta el objetivo [11] .

2.3.10.1. Pozos de Radio Ultra-Corto.

Esta técnica es relativamente nueva en cuanto a perforación horizontal se refiere,

permite un radio de curvatura de 1 y 2 pies, grados de desviación entre 45 y 60 grados

por pie y un desplazamiento horizontal de 100 pies. Esta técnica permite perforar

pozos horizontales a diferentes niveles desde un mismo pozo vertical, facilitando de

esta forma el drenaje de yacimientos multicapas, además es fácil de aplicar en

formaciones poco consolidadas [11] .

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

  • 2.3.10.1.1. Ventajas:

Realización de pozos horizontales múltiples a través de varias capas originadas

desde un pozo vertical

Desarrollo del campo mediante pozos verticales múltiples.

Ideal para zonas de alta permeabilidad.

  • 2.3.10.1.2. Desventajas:

No pueden tomarse núcleos, ni perfilaje debido a lo severo del radio de curvatura.

Se completa únicamente a hoyo abierto.

La longitud de drenaje en el pozo, generalmente es menor de 300 pies.

2.3.10.2. Pozos de Radio Corto.

En este sistema el radio de construcción de la curvatura es de 20 a 45 pies, con un

ángulo de desviación de 1 a 3 grados por pie y un desplazamiento horizontal de 100 a

500 pies. El diámetro del hoyo es una de las pocas variables que limitan la aplicación

del método [11] .

  • 2.3.10.2.1. Ventajas:

Atractivo en yacimientos pequeños.

Se emplea desde un pozo convencional (Reentrada).

Mejora proyectos de recuperación de petróleo en pozos viejos.

Se pueden aislar zonas problemáticas inmediatas a las zonas productoras.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

  • 2.3.10.2.2. Desventajas:

No controla el Azimut por encima del hoyo perforado, porque la herramienta de

medición durante la perforación (MWD) no tiene acceso a éste.

No pueden tomarse núcleos, ni hacerse perfilaje debido a lo severo del radio de

curvatura.

Se completa únicamente a hoyo abierto.

La longitud de drenaje en el pozo, generalmente es menor de 300 pies.

2.3.10.3. Pozos de Radio Medio.

Este tipo de pozo representa un radio de curvatura entre 300 y 100 pies, con un

incremento de ángulo de 8 a 35 grados por cada 100 pies, en el cual es posible

encontrar un máximo de “pata de perro” de 20 0 /100 pies cuando se perfora en forma

rotatoria y hasta mayor de 30 0 /100 pies cuando se perfora en forma orientada, aunque

el espacio entre el hoyo, la herramienta y la bajada del revestidor pueden cambiar

estos límites.

  • 2.3.10.3.1. Ventajas:

Menor torque y arrastre que un pozo de radio corto.

Puede ser completado normalmente.

Se ajusta al tamaño de la herramienta MWD, la cual tiene acceso desde 1-3/4

pulgadas de diámetro hasta 4-3/4 pulgadas.

Posibilidad de tomar núcleos convencionales.

Es factible perforar completamente la zona del objetivo.

Se puede colocar el revestidor debajo de la zona inestable.

Capítulo II. Marco Teórico

Capítulo II. Marco Teórico

  • 2.3.10.3.2. Desventajas:

La completación del pozo tiene límite de 6-1/8 pulgadas de diámetro o menor.

Comparada con el radio largo tiene mayor torque y arrastre, creando esfuerzos en

el equipo de perforación.

2.3.10.4. Pozos de Radio Largo.

Este método es de uso limitado para perforaciones de desarrollo. Ha sido empleado

con fines de estudio y para la determinación del yacimiento. En este tipo de pozos, el

radio de curvatura oscila entre 1.000 y 3.000 pies, con un ángulo de desviación de 1 a

7 grados por cada 100 pies [11] .

Este tipo de pozo se perfora con herramientas convencionales. Es preciso colocar

varios revestidores antes de alcanzar la sección horizontal, debido a lo largo de la

sección deseada.

La longitud del radio determina la profundidad que debe perforarse para alcanzar

la inclinación deseada, no obstante, seria necesario incrementar el diámetro del hoyo

para asentar revestidores intermedios en la porción desviada del hoyo.

  • 2.3.10.4.1. Ventajas:

Fácil de perforar utilizando un equipo de perforación convencional y revestidor

Standard.