Está en la página 1de 3

Pontificia Universidad Javeriana Facultad de Ciencias Sociales Departamento de Historia Historia de América Latina S.

XIX 5 de octubre de 2011 Docente: Juana Marín Estudiante: Andrés Javier Piñeros López

“Nación y territorio: La dimensión simbólica del espacio en la construcción nacional argentina. Siglo XIX”1 El vínculo entre nación y territorio, a partir de los pensamientos y acciones del ser humano que dotan de sentido y significado a las cosas, se presenta como hipótesis de trabajo en la medida en que el proceso de construcción nacional argentina estuvo determinado por el papel del territorio como elemento de cohesión e integración social. Así, pues, el intento de este escrito es develar los puntos más importantes de análisis, a saber: la interacción entre nación y territorio dentro del marco de nación cívica, el proceso de consolidación de una ideología territorial a través de un espacio nacional en su dimensión simbólica tanto física, la noción de ‘desierto’ y, finalmente, la relación entre territorio e interetnicidad que implica un empeño de homogeneización nacional dentro del espacio nacional. Palabras clave {keyword’s}: nación, territorio, construcción nacional, desierto, dimensión simbólica, interetnicidad. Ahora bien, demos paso brevemente a los puntos de análisis que dan forma al discurso de formación nacional de la república argentina a lo largo del S. XIX. Por ello, podemos dar paso hablando de la doble circunstancia en la que se ve involucrada el proceso de construcción nacional de las incipientes naciones, esto es: (i) por un lado, una voluntad homogeneizadora, que encamina la construcción de una nación de un colectivo de individualidades en un referente de ciudadanos cohesionado; y (ii) por otro, el surgimiento

1

Por Mónica Quijada, Instituto de Historia, CSIC. A pesar de l poca o escasa información sobre la autora, se rescata como líneas de investigación: los estudios americanos de población, ciudadanía y política. Algunas de sus publicaciones: Mónica Quijada y Manuel Chust (coordinadores) - Liberalismo y Doceañismo en el mundo Ibero-Americano (Número monográfico de Revista de Indias, vol.LXVIII, no. 242 - CSIC - 2008 - 350pp, Mónica QUIJADA - Algunas vías del pensamiento político hispánico a la Modernidad. De la vieja España a la Nueva - Ambrosio Velazco Gómez (coord.): Significación política y cultural del Humanismo Iberoamericano en la época colonial. México, UNAM-Plaza y Valdés. - 2008 - 15pp., Mónica Quijada - La caja de Pandora. El sujeto político indígena en la construcción del orden liberal - Historia Contemporánea (Universidad del País Vasco, Bilbao) - vol.33 "(2006-II)" - 2008 - 34pp.

el ‘desierto’ como conceptualización se convierte en la construcción nacional argentina. Por lo tanto. siguiendo al geógrafo catalán Joan Nogués. como la forma física sustenta éste sustrato ideológico. . en el cual se identifican un grupo humano que aspira a su poder. Ahora bien. Hablamos de dos modelos de nación. éste programa homogeneizador del territorio nacional implicó la interetnicidad del proceso de construcción nacional argentina. es el reducto que generamos de la concepción de territorio como elemento de identidad nacional a partir de una determinada geografía2. implícitamente. tienen un papel fundamental en el control estatal del territorio. otro de carácter cultural o étnico. podemos decir que es una noción abstracta. Así. Dicha noción. implica y desarrolla.2 de una conciencia territorial que. la unión y consolidación de un espacio nacional tanto en su manifestación simbólica como material. hace patente su importancia a partir del proceso neo-colonizador de las expansiones militares. en la medida en que los habitantes nativos 2 No quiero hacer mayor hincapié en las estrategias geopolíticas que genera los discursos nacionalistas. el primer nexo comunitario que tenemos a la mano. En consecuencia. pues. como la implementación de la civilización dentro de un paisaje bárbaro e iletrado. la nación cívica consolida ése afán de proceso de consolidación de una ideología territorial. 3 Esto a la luz de la dialéctica entre límite y frontera. la relación entre nación y territorio no se da de manera espontánea. de percibir el territorio como un espacio nacional en tanto su dimensión simbólica lo presente. como la importancia tangible que implica determinar estos ‘límites’. Dichas fronteras. puesto que éstas determinan el sentido y significado a cualquier porción del espacio y la convierten en territorio. uno cívico o político. pues esto alude al carácter de una auténtica integración territorial. entendemos la intencionalidad del pensamiento y acciones humanas. Ahora bien. científicas y técnicas de nuevos paisaje. el territorio como elemento básico de integración de la heterogeneidad forma parte de la ecuación simbólica y material del territorio junto a la dimensión étnica llevada a cabo en el espacio nacional. se conjuga la importancia de la noción de desierto 3. empero la dimensión geográfica que éstos resaltan determina la noción de frontera que está en juego en la consolidación del espacio nacional. en tanto mecanismos de control biopolítico y geopolítico. Por último. de ello. una dicotomía que se solapa dentro de la práctica del suelo al que se pertenece. En este orden de ideas. tanto representa la edificación del espacio nacional.

3 o no del suelo patrio se harían herederos y legítimos ‘compatriotas’ por pertenecer al mismo suelo patrio o. lo que es lo mismo. al territorio nacional. .