Está en la página 1de 7

1 Amor, respeto y protección de toda forma de vida.

El medio ambiente natural es producto de la evolución de procesos muy largos y delicados, que tiende a un equilibrio ecológico entre las comunidades de plantas y animales y su medio ambiente. La población humana es también parte de este equilibrio ecológico, al mismo tiempo que formamos parte de un gran desequilibrio económico- político. Cuando el ser humano deteriora el medio ambiente que lo rodea, pone esta armonía natural en peligro a la vez la supervivencia de toda forma de vida sobre la Tierra. El ser humano al destruir la naturaleza se destruye a sí mismo.

Buscar la reconciliación del gran equilibrio, significa buscar la oportunidad de Vida para todos y todas.

Cuando comprendemos que nuestra gran casa común es el Planeta Tierra y que la compartimos con todas las formas de vida, además vislumbramos que todos y todas las habitantes de este planeta tenemos el mismo origen cósmico y que somos parte de esta fraternidad donde todo está interrelacionado y es interdependiente. Entonces alcanzamos la comprensión del significado del Amor, en el más extenso sentido de la palabra, que incluye la bondad, la ternura, la humildad, la sencillez, el servicio desinteresado hacia los demás, la justicia, la solidaridad, la templanza y todo aquello que implique el respeto y los derechos que tienen todos los seres vivos.

Aquí se nos presenta otro modo de habitar el mundo, junto con las cosas, conviviendo con ellas, y no sobre las cosas, dominándolas, sino amándolas.

Cuenta la narración cristiana que San Francisco de Asís andaba con respeto sobre las piedras en atención de aquel, Cristo, que fue llamado «piedra»; recogía con cariño las babosas para que no fueran pisadas, y en el invierno daba agua dulce a las abejas para que no muriesen de frío y de hambre. Celano (1229)

Se espera que los docentes participantes en el curso:

  • 1. Valoren la vida en todas sus manifestaciones.

  • 2. Muestren cariño, justicia y respeto hacia los animales.

  • 3. Practiquen el liderazgo responsable en la defensa del bienestar de los animales y sus hábitats.

  • 4. Practiquen el liderazgo responsable en la educación de los conceptos básicos del programa

de educación para el respeto a toda forma de vida.

  • 5. Promuevan los principios relacionados con el bienestar de los animales.

222

Create buenos habitos

Ecología

y ellos guiaran tu vida

El valor que encuentra en la protección del medio ambiente una forma de servir a los demás.

Create buenos habitos Ecología y ellos guiaran tu vida El valor que encuentra en la protección

Es el valor que nos hace considerar y actuar en favor de la protección del medio ambiente, los recursos naturales y toda forma de vida, incluyendo la propia.

Pensar en la naturaleza y la cultura ecológica tan de moda en estos tiempos, nos ubica en una situación un tanto incierta. Por una parte, vienen a nuestra mente los grupos “verdes” con iniciativas de todo tipo: la protección de las especies, el medio ambiente y los recursos naturales, donde son muchos los que participan y se comprometen, pero adquieren un matiz de exageración a los ojos de los demás: para la inmensa mayoría de las personas, luchar por la protección de las ballenas tiene poco sentido, sobre todo si en el lugar donde vive se encuentra alejado del mar.

Al mismo tiempo surge la pregunta: ¿Qué tengo que ver yo con la ecología? Pese a las campañas y la abundancia de carteles, ese sentido de la distancia y no pertenencia a un medio ambiente determinado, nos hace seguir inmersos en nuestras ocupaciones, sin darnos el tiempo necesario para pensar seriamente en la importancia de vivir este valor tan necesario en nuestros días.

Para despertar en nosotros una conciencia ecológica, hace falta reflexionar profundamente sobre el sentido que tiene toda forma de vida para nosotros, y en primer instancia, la nuestra.

Los cuidados que requiere nuestra persona son bastante conocidos: adecuada alimentación, el debido descanso, hacer un poco de ejercicio, prevenir las enfermedades y tratarlas oportunamente, trasnochar lo menos posible, alejarse de los vicios, trabajar con orden, etc., sin embargo, el descuido voluntario de estos y otros aspectos igualmente importantes, necesariamente afecta nuestra salud, por eso, es imposible pensar en preocuparse de lo que ocurre en el exterior, cuando somos incapaces de cuidarnos a nosotros mismos.

Si además del descuido personal, agregamos una falta de voluntad para realizar acciones concretas, podemos formarnos una idea más clara de nuestra conducta. Por

ejemplo, no es raro que el “clasificar la basura” nos provoque cierta pereza, sobre todo

si ya existe quien lo haga. Recoger envolturas, papeles y residuos de comida para depositarlos en su lugar o limpiar líquidos derramados, deberían ser actitudes que reflejen nuestros hábitos y costumbres .

Ahora podemos darnos cuenta, que el cuidado de nuestra persona y mejorar cualitativamente nuestros hábitos, nos llevará a conservar nuestro entorno inmediato en óptimas condiciones, y de esta manera, comprender en toda su extensión las grandes y pequeñas iniciativas ecológicas.

Para muchos, es inexplicable la preocupación de algunas personas por su medio geográfico, calificando de exagerado el reporte del noticiero sobre la gravedad de un incendio, un derrame de petróleo en el mar o la contaminación de un río, pero es difícil

juzgar y comprender esta situación si vivimos en otro espacio. Para quienes su vida se desarrolla y depende del mar, el bosque, el río o el campo, constituye un centro vital para su existencia, por eso lo considera como propio y parte de su responsabilidad.

Tal vez esa es la clave y fundamento de este valor: considerar como propio todo lo que nos rodea. Así como tenemos especial cuidado por conservar nuestro hogar limpio, de igual manera deberíamos hacerlo en la calle, la oficina, los lugares de esparcimiento ... tomando las precauciones y medidas necesarias para cada caso, en vez de quejarnos del deficiente servicio público de limpieza o la falta de conciencia de los conciudadanos. Una vez más, nuestro ejemplo constituye el punto fundamental para la transmisión de los valores.

¿Cuál es el resultado de la conciencia de este valor? Primeramente la solidaridad que debemos a nuestros semejantes, tal vez no está en nuestras posibilidad acudir al sitio de una catástrofe, pero si podemos contribuir en la protección de nuestra comunidad; paralelamente surge el respeto por las personas y la naturaleza, que son inseparables y dependientes entre sí. Dicho de otra forma, representa el compromiso personal por servir a los demás, procurando espacios limpios que faciliten un modo de vida digno para todos.

Para vivir este valor desde tu situación personal y de acuerdo a tus posibilidades, puedes comenzar por:

  • - Cuida tu salud prudentemente y sin caer en exageraciones. Tan delicada es una dieta rigurosa, como el exceso en la comida, por ejemplo.

  • - Refuerza tus hábitos personales de orden y limpieza, en tu hogar, oficina, lugares

que frecuentas y hasta en las calles. No es lo mismo arrojar un papel y que caiga a un

lado del cesto, que depositarlo dentro.

  • - Respeta las normas de cuidado ambiental de todo lugar (área de fumadores,

depositar basura, no dar alimento a los animales del zoológico, no encender fuego,

etc.).

  • - Acostúmbrate a reportar las deficiencias del servicio público de limpieza y las

anomalías que surgen por la falta de conciencia de personas, empresas o

instituciones.

  • - Infórmate sobre los aspectos fundamentales de la cultura ecológica, aplicando lo que

haga falta en tu hogar y comunidad. Seguramente encontrarás a otras personas que

apoyen tus iniciativas.

  • - Promueve alguna campaña ecológica sencilla en la escuela de tus hijos. Si eres estudiante, con mayor razón.

  • - Reflexiona en esta idea: Mi entorno va más allá de las paredes de mi casa, la escuela y la oficina.

Quien vive este valor en la medida de sus posibilidades y con acciones concretas, demuestra un serio compromiso por el bienestar de sus semejantes, con quienes se solidariza para realizar una labor más efectiva, pues su actitud no depende de la moda o el fanatismo, sino por la firme determinación de mejorar el mundo en el que

vivimos.

Una crisis ecológica, crisis ambiental o crisis medioambiental, ocurre cuando el ambiente de una especie o de una población sufre cambios críticos que desestabilizan su continuidad. Existen muchas posibles causas, tales como: un cambio abiótico (por ejemplo, incremento de la temperatura o bajo nivel de lluvias), la presión de la depredación o lasobrepoblación. En cualquiera de esos casos se produce la degradación de la calidad del ambiente en relación con las necesidades de la especie que lo habita

333

La Crisis: grave, global e irreversible

El universo y la vida tienen millones y millones de años. La aparición de la especie humana es reciente (alrededor de 2 millones de años). Antes de que existiera la especie humana, la Tierra tuvo muchos cambios físicos, químicos y biológicos. Sin embargo, a partir de la aparición del ser humano, los cambios de la naturaleza son más complejos y acelerados, sobre todo a partir del surgimiento de la agricultura. Desde entonces hasta hoy, el ser humano no ha cesado de alterar los procesos naturales. Los cambios son cada vez más rápidos y graves, hasta el punto que hoy se llega a pensar que la vida del planeta Tierra corre peligro. A pesar de la larga vida del planeta Tierra, éste se está muriendo. La crisis ambiental actual es:

Grave: Un informe reciente del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), llamado GEO 2000, llega a la conclusión que el presente discurrir de las cosas es insostenible y ya no es una opción posponer los remedios por más tiempo.

Global: es decir, que afecta a todos los ecosistemas conocidos. Ningún lugar del mundo se salva de los efectos del desarrollo humano, de la contaminación del aire y del agua. Irreversible: El daño que se causa a la naturaleza no tiene marcha atrás. Solamente desde 1970 hasta 1995, la tierra ha perdido el 30 por ciento de su riqueza natural

555

 

CUALES SON LAS CONSECUENCIAS AMBIENTALES?

Problemas locales, globales, a corto y largo plazo

 
  • 1. Cambio climático

 

Durante los últimos 100 años la temperatura de la Tierra ha aumentado 0.8ºC. El calentamiento global está afectando el clima y tiene impactos muy severos en las actividades productivas de grandes sectores de la población mundial.

Según la mayoría de comunidad científica el ser humano es el causante de este calentamiento. La causa principal es el incremento de las emisiones de dióxido de carbón que es más de cuatro veces más importante que en 1950. Los responsables de estas emisiones son en orden: el número de vehículos está creciendo vertiginosamente en todos los lugares del planeta, el desarrollo industrial y la combustión de energía fósil y también el consumo de energía domestica. Hay varios y numerosos efectos de este calentamiento. Podemos mencionar el deshielo de las zonas heladas con consecuencias la elevación del nivel del mar y los desordenados meteorológicos con sus consecuencias desastrosas.

  • 2. Destrucción de la capa de ozono

 

El ozono en las capas altas de la atmósfera es como una película muy fina, de apenas 3 milímetros de ancho, que nos protege de la radiación ultravioleta del sol. Al destruir el ozono, nos quedamos sin protección. La consecuencia es el aumento de los casos de cáncer en la piel y las enfermedades oculares. Así mismo, los rayos ultravioletas causan daños en los ecosistemas terrestres y marítimos. A principios de los años 70, se descubrió que una clase de compuestos químicos fabricados con cloro, llamados halocarburos, son perjudicarles para la capa de ozono. De estos productos los más utilizados son los clorofluorocarbonos (CFC), muy utilizados en la industria. También se encuentra CFC en los productos domésticos como los refrigeradores y los aerosoles. Ya se ha encontrado un sustituto de los CFC, pero también daña la capa de ozono. Las multinacionales químicas, que son las principales causantes de la crisis del ozono siguen utilizando estos productos.

  • 3. Envenenamiento con nitrógeno

 

Otro problema muy grave es el uso de fertilizantes con alto contenido de nitrógeno. La liberación incontrolada de nitrógeno altera el crecimiento y la composición de las especies y reduce la diversidad de las mismas. Según el informe de la Worldwide Fund (WWF) titulado “Perspectivas de un planeta vivo”, desde 1960, el uso mundial de fertilizantes químicos, especialmente inorgánicos nitrogenados, es 6 veces mayor.

  • 4. Escasez y contaminación del agua

 

Los países tropicales tienen asegurado el periodo de lluvias desde mayo hasta octubre. Sin embargo, hay escasez de agua para el consumo humano. ¿Cómo se puede explicar? Esto solo tiene una explicación: el manejo inadecuado del recurso de agua. Hasta ahora, el estado solo se preocupa de extraer y distribuir el agua, pero hace muy poco para proteger las cuencas, los mantos acuíferos, los ríos y los lagos. La mayoría de los ríos y lagos están contaminados por agroquímicos, aguas negras no tratadas, basura, vertidos industriales, en especial los desechos de los beneficios de café, azúcar y textiles. El manto freático (aguas subterráneas) disminuye con rapidez y la capacidad de recargarse también ha disminuido por causa de la deforestación, de la erosión y el desarrollo urbano descontrolado.

 
  • 5. Deforestación

 

Unos de los problemas más graves de la crisis es la deforestación. Los bosques desaparecen a un ritmo infernal. La causa principal de esta disminución de territorio forestal es sobre todo por la culpa del modelo económico agro exportador.

 
  • 6. Erosión del suelo

 

La erosión de los suelos es la otra cara de la moneda directamente ligada de la deforestación. Los suelos cada vez producen menos frutos. Se están agotando. El suelo erosionado no retiene la humedad (por consecuencia no realimenta las fuentes freáticas) y pierde nutrientes. El agua de las lluvias no penetra en la tierra, sino que se convierte en enormes masas de lodo que van para las presas hidroeléctricas, los caminos y el mar.

  • 7. Áreas protegidas amenazadas

 

La tala de bosques tiene como consecuencias la disminución de la vida silvestre, puesto que desaparece el hábitat de especies animales. A esto hay que sumar la explotación excesiva y el tráfico ilegal que ponen en peligro la existencia de especies animales y vegetales.

  • 8. Disminución de la biodiversidad

 

La destrucción de los bosques ha ocasionado una disminución de la diversidad biológica. Las actividades turísticas, las contaminaciones del mar por agroquímicos, las actividades industriales que vierten sus desechos al mar sin ningún tipo de tratamiento son causas de la disminución de biodiversidad.

  • 9. Contaminación del aire

 

La contaminación del aire es un problema ligado a las zonas urbanas e industriales. Los principales responsables de este fenómeno son varios. El número creciente de vehículos y de transportes y la contaminación por industrias y otros que no tratan sus desechos.

10. Manejo inadecuado de los desechos

 

Cada día se producen toneladas de desechos en el país. Una pequeña parte de la basura se está tratando, pero la

mayoría es depositada en “botaderos a cielo abierto” sin ningún tratamiento ni control sanitario. Ya se han iniciado en

algunos lugares experiencias de reciclaje, compostaje y recolección selectiva, pero este plan, que puede ser una buena solución al problema, no está muy definido todavía.

4.444

Definición y causas de la crisis ambiental actual

Definición de medio ambiente: Entorno que afecta y condiciona las circunstancias de vida de las personas o la sociedad en su vida. Comprende el conjunto de valores naturales, sociales y

culturales existentes en un lugar y un momento determinado, que influyen en la vida del ser humano y en las generaciones venideras. No se trata sólo del espacio en el que se desarrolla la vida sino que también abarca seres vivos, objetos, agua, suelo, aire y las relaciones entre ellos. (Wikipedia). De este modo, una crisis ambiental es aquella en el que alguno de éstos aspectos se ven modificados negativamente, puede ser debido a:

  • - La emisión de gases CFC a la atmósfera.

  • - La contaminación por vertidos residuales en mares y ríos.

  • - Las talas incontroladas. -Y más ...

El cambio climático:

El cambio climático se produce debido al conocido efecto invernadero, que consiste en que una gran parte de los gases emitidos no llegan al espacio y se quedan retenidos en la atmósfera, lo que hace que la temperatura vaya aumentando paulatinamente con el paso del tiempo. Pero el aumento de la temperatura no es el único problema que supone el cambio climático; se prevee que el régimen de precipitaciones variará, causando épocas de sequías en algunas zonas y precipitaciones excesivas en otras. Además hay que tener en cuenta que el aumento de la temperatura supondrá el deshielo de los Polos, haciendo que el nivel del mar aumente y que se vean afectadas las zonas costeras de todo el mundo, llegando a algunas a ser inundadas por completo. Ésto hará que muchas especies animales y vegetales se vean afectadas negativamente y se vean obligadas a hacer grandes cambios que, en caso de que no se produzcan podrían provocar su propia extinción. Para reducir el cambio climático debemos preocuparnos por reducir la emisión de gases CFC, reducir las talas y estimular la reforestación en las zonas tropicales y templadas.