¿Qué es la Teatralidad?

: El arte y la cultura como sus elementos Alejandro Carpizo

Como su nombre lo indica, es posible identificar a la teatralidad como tal en una obra de teatro, y se compone por todos aquellos elementos capaces de ser percibidos por los sentidos de cada una de las personas que conforman el público, y que permiten construir la escena más allá de los diálogos entre los personajes.

Para Juan Villegas la teatralidad es definida como la “construcción cultural de sectores sociales que codifican su modo de percepción del mundo y su modo de representarse en el escenario social” (Villegas en Azor 2000: 5). Se concreta a partir de discursos teatrales modelados por la autorrepresentación en imágenes y formas, símbolos y lenguajes que le permiten comunicarse al actor con un grupo receptor.

Para el caso de un ritual como una representación cultural puede decirse que la teatralidad es todo aquello que crea el contexto ritual, una serie de elementos simbolizados que permiten comunicar el mensaje central del ritual como a un grupo de espectadores, es decir, comunicar a quienes observan el ritual las concepciones generales de existencia y las diversas creencias que motivaron la práctica del ritual, dichos elementos pueden ser tanto visuales, textuales, corporales y audiovisuales presentes en el espacio en donde se lleva a cabo el ritual:

Es el conjunto de signos textuales, corporales y audiovisuales presentes en un espacio textual o escénico y que interactúan entre si ante un lector o espectador. (Ubersfeld en Villegas 1996)

El analizar la teatralidad de un ritual religioso permite sacarla de las salas de teatro y encontrar en ella un mecanismo para tratar de descifrar los sentimientos y concepciones que tienen las sociedades de su realidad en un contexto mucho más dinámico y cambiante:

La teatralidad no solamente se encuentra relacionada con el drama o con la obra teatral como tal, sino que constituye algo mucho más vivo socioculturalmente ya que a través de ella se busca representar el sentir colectivo de una sociedad y las diferentes concepciones que tiene con respecto a su realidad. Persiste la tradición de interpretarla como esencia de lo teatral (Azor 200: 1)

. por lo mismo. es la acción cuya constitución se da a través de actos significativos que representan el sentido de quien lo realiza. sino que es un proceso creativo permanente a través del cual el hombre recrea la esencia de la tradición. a lo vivo y necesario para que el hombre teatralice su realidad. (Ibid. llevándose a cabo una apropiación de los mismos a través del acto dramático. efímera y cambiante dentro de tales actos. donde se funde la temporalidad fugaz o cíclica. la teatralidad puede ser entendida como un constructo sociocultural que codifica el modo de percibir el mundo y la manera de autorepresentarse en el escenario social. de lo visual. además de su historia. al grupo. El tiempo y espacio son dos elementos claves que nos permiten comprender la teatralidad como representación cultural. de sus tradiciones. fundamental para comprender la realidad del pueblo o del grupo que lo realiza. pues se transforman. como una dimensión reconstruida. De lo anterior se desprende que la teatralidad como representación cultural la podemos comprender a través de varios componentes:    El espacio. De acuerdo con Roberto Forns – Broggi (2003: 1) en una representación o teatralidad los individuos. representando al hombre en su accionar. reflejan y definen su realidad a través de la dramatización. una relación que no puede quedar fuera de la actividad misma y no se manifiesta como una cualidad o una esencia inherente a un texto o a una situación. por y para el grupo que los crea y recrea acorde a su ritmo de vida. se cimenta en las situaciones. De acuerdo con Azor (2002: 5 – 7). que sobrevive gracias a la comunidad. donde los significantes son reconstruidos a través de la materialidad corporal. en las formas de resolución y en los mecanismos que activan el juego de los personajes. usos y costumbres.: 1) La acción. que recree su vida a través de la representación. La teatralidad vive una realidad dialéctica. sino como utilización pragmática del instrumento escénico.Es un hecho vivo. una escenificación. Se considera que la teatralidad como un momento de creación y. simulando acciones. Otra cuestión importante sobre la teatralidad es que son actos de. sus mitos colectivos. El tiempo. no puede considerarse como un hecho en si mismo.

lo cual puede observarse en actos que son escenificaciones que representan el sentir de quien lo lleva a cabo. Villegas (1996). (Villegas 1996) Son una serie de construcciones visuales y escénicas que adquieren significaciones diversas. rebasando la línea ficcional propia de la escenificaciones. se conforma por una serie de elementos sensoriales los cuales previamente simbolizados transmiten el discurso. el autor pone énfasis en la teatralidad como un proceso de comunicación a través del cual el emisor se vale de un espacio escénico. responde a las necesidades y concepciones generales de existencia del grupo social contenidas en las creencias religiosas. el sentido y las percepciones . para que se logre dicho proceso es necesaria la percepción que lleva a cabo el destinatario. para comunicar el mensaje de la representación. así como una constante interacción ente el emisor y el destinatario. la cual requiere una competencia social y cultural. Es un acto de representación que requiere no sólo el sujeto espectador. Es la construcción visual y escénica de la significación. signos y elementos visuales y textuales. debido a su carácter de representación. simulación. para convertirse en un ser activo. solventando las necesidades que se tienen. de los elementos que conforman la teatralidad. sino que este sujeto de por hecho que el acto que presencia es ficción. La teatralidad. En el fragmento anterior. a través de los sentidos. comenta que para el estudioso teatral Féral. la teatralidad involucra tanto al sujeto que mira como al objeto mirado. en actor que personifica su propia experiencia. realizadas en un espacio determinado. que se configura y concreta con la presencia del actor que lo convierte en sagrado porque simboliza un lugar representando. representación y en un momento determinado deje de existir como ente pasivo que solamente observa. el cual es observado como ficción por el sujeto – espectador.El ritual como una manifestación cultural contiene en si mismo los patrones a seguir en la construcción de su teatralidad ya que. Así mismo Villegas destaca la importancia de la producción de imágenes para la construcción visual en la teatralidad.

contenidas en la representación la cual se lleva a cabo en un espacio asumido de una manera diferente fuera de lo rutinario. como si una cápsula trascendente envolviera esta metarrealidad (Azor 2000: 13). fuera de la concepción vertiginosa y cambiante de lo rutinario) y es otro rol (distinguido. orgulloso de su nueva identidad. “la teatralidad tendría que concretarse en “discursos teatrales” modelados por la autorrepresentación en imágenes concretas de colores y formas para comunicarse con sus receptores” (Azor 2000: 5 – 6). A través de la teatralidad estamos en posibilidad de comprender los ajustes que realizan los actores sociales con su historia y el devenir cotidiano construyéndose dondequiera que exista un fenómeno representacional el cual se encuentra sujeto a la mirada del otro. casi interminable. La teatralidad supone una metamorfosis de lo cotidiano que se manifiesta a través de una serie construcciones visuales y escénicas. es otro tiempo (dilatado. el espacio se ve modificado y se remonta la acción a tiempos diferentes. esta expresión cultural resulta atractiva para un grupo de espectadores que conmovidos observan. viven y experimentan dichas transformaciones temporales. . pero pautado y asumido de otra manera. frente a un grupo de espectadores: Las teatralidades permiten adentrarse en “otro espacio o el mismo. los participantes adquieren roles distintos lo que los lleva a dejar de ser quien comúnmente son. enmascarado. pero conmovido. Estos elementos construyen una secuencialidad aparentemente caótica que el visitante ajeno a los acontecimientos percibe distanciado.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful