Está en la página 1de 20

Jornadas de intercambio de experiencias en ciencias sociales

El debate Monarquía - República a través de

la red social Facebook y la Filmoteca de Andalucía

Eloy León (profesor de Historia, IES Alto Guadiato, Peñarroya) –

Santiago Navajas (profesor de Sociología, IES Blas Infante, Córdoba)

2º Bachillerato. Historia, Sociologia.


Resumen: Los profesores involucrados en esta experiencia pretendíamos que los alumnos de nuestros
respectivos centros pudiesen trabajar en paralelo sobre el tema elegido, el debate sobre si es mejor el
sistema monárquico o el republicano. Para ello, y dada la lejanía física de ambos centros,
aprovechamos el atractivo que suponen las redes sociales virtuales (Tuenti, Facebook, etc.) entre
nuestros alumnos para crear un espacio de comunicación virtual. Elegimos Facebook porque es la red
social más extensa mundialmente y porque es más completa.

Finalmente se complementó el encuentro virtual con una reunión física en la Filmoteca de Córdoba en
la que vieron una película relacionada con el tema, "Matar a un rey", y protagonizaron un debate
presencial en el que pudieron desarrollar los conceptos aprendidos.

Palabras clave: Redes sociales, Facebook, cine, Filmoteca, Monarquía, República.


Índice

• El estado de la cuestión

• El desafío educativo de las redes sociales

• La elección del tema a debatir: “¿Monarquía o república?”

• La selección de la película: “Matar a un rey”

• Conclusiones

• Bibliografía citada
El estado de la cuestión

Uno de los desafíos de los sistemas educativos consiste en la integración de las nuevas
tecnologías de la información en los procesos de enseñanza-aprendizaje. Blogs, wikis y, en
general, los instrumentos que pone a nuestra disposición la Web 2.0 se están introduciendo de
manera tímida pero constante en los centros educativos. Un ejemplo paradigmático es el MIT
(Instituto Tecnológico de Massachusetts) que tiene en marcha el proyecto de abrir sus cursos a
través de Internet1 , ponerlos a disposición de todo el público gratuitamente a través de la red.
De esta forma, el MIT combina la altruista misión de compartir el conocimiento de forma
gratuita con el razonable egoísmo de la publicidad que supone dicha medida. Hace poco
reforzaron dicho compromiso cuando su profesorado votó unánimemente a favor también de
publicar sus artículos de forma abierta y gratuita para el público.

Esta es una tendencia creciente, la de abrir las aulas al exterior virtual, y


motivará/obligará al resto de universidades a tomar la misma dirección. En España se ha
sumado de forma parcial a la iniciativa el Instituto de Empresa , la escuela de negocios más
importante de España y una de las mejores del mundo. De forma similar, por cierto, a como
la apertura de algunos periódicos de forma gratuita a través de Internet ha obligado al resto a
cambiar su modelo de negocio en la red. Otro ejemplo paradigmático es el de la web
diseñada para niños autistas Zac Browser (con versiones gratuitas en español, francés e
inglés) creada por John Lesieur y que usa como vía de comunicación la red social Facebook
para mantenerse en contacto con 1.800 familias de niños autistas.

El último estudio que conozco sobe la cuestión es referido al ámbito del periodismo. La
consultora Best Relations ha elaborado el 1º Estudio sobre Periodismo y Web 2.0, para
conocer el uso que hacen los periodistas y blogueros de los medios sociales. Destaca en el
estudio el uso masivo que hacen los periodistas de las redes sociales, sobre todo (en orden
decreciente) Facebook, Linkedin, Twitter, Myspace, Tuenti, Xing, Delicious, Fotolog, Hi5.
Tampoco podrían vivir los periodistas sin Google, Youtube, iTunes, Flickr y Picasa.

La cuestión es hasta que punto las instituciones tradicionales se adaptan al nuevo


entorno social que ha originado la emergencia de las redes sociales y las herramientas
virtuales de las web 2.0. Un caso paradigmático de incomprensión del fenómeno Internet

1
aplicado a su estructura productiva lo encontramos en la industria cinematográfica y musical.
Así, la nueva ministra de Cultura, y anterior presidenta de la Academia de Cine, Ángeles
González Sinde, se había mostrado partidaria de ¡parar el incremento del ancho de banda!
Estimaba la ahora ministra que el incremento de la velocidad de navegación sólo serviría para
que los usuarios descargasen más películas y música "impunemente". Es tradicional también
el esfuerzo de instituciones como SGAE para gravar, controlar y censurar el tráfico de datos
por Internet. También en otros países se proponen intervenciones en el mercado tecnológico
de intercambio de datos. Contra todo pronóstico el gobierno conservador de Sarkozy perdió
una votación en el Parlamento francés en la que se proponía prohibir las descargas "ilegales y
piratas".

¿Realmente es tan demoníaca Internet, tan corrosiva para el desarrollo cultural como
acusan González Sinde, Teddy Bautista (dirigente de la SGAE) o Sarkozy, socialistas y
conservadores? El estudio más fundamentado sobre la cuestión, la tesis doctoral de Gonzalo
San Gil El impacto de Internet en la industria discográfica v2.1 , concluye que, contra la
intuición popular y la propaganda de los lobbys asociados a las industrias establecidas:

“Hemos visto en el capítulo tres, que las pérdidas de la industria discográfica no


se deben al tráfico irregular en Internet si no que éste constituye promoción adicional para
los músicos. En el apartado 6.4, dedicado a las opiniones de los músicos, comprobamos
que tan solo un seis por ciento, percibe que el intercambio gratuito le perjudica. En
elapartado 6.5.g comprobamos como es la tercera parte de los internautas la que descarga
de Internet mientras que este colectivo es el que más dinero gasta en la compra de discos
originales.

Si la elaboración de leyes debe estar basada en el bien común, no parece lógico que se
intente penalizar una actividad que el único enemigo que tiene es el control de la libertad de
expresión por parte de ciertos sectores de la política internacional y de las multinacionales
del entretenimiento. Éstas, en ocasiones, aparecen vinculadas a los sectores más radicales de
la política, con influencia internacional. Así pues, tratemos de identificar los auténticos
problemas -si realmente los hay- de la industria discográfica. Todo parece apuntar a la
escasa y monótona oferta, a la presencia de atractivo entretenimiento alternativo al disco y a
una situación económica, también, necesitada de ciertos ajustes.
[…]

Impidamos [...] que la producción de la Música -como parte esencial de la formación


humana y social de las personas- se someta a los designios de grandes multinacionales, con
intereses ajenos a la cultura y que dejan al margen la dimensión espiritual que La Música
tiene.”

Y, en forma positiva después de denunciar las mixtificaciones, San Gil concluye con
cuatro recomendaciones en aras no a intervenir en los mercados, como hacen socialistas y
conservadores por igual aunque en sentidos diferentes, sino para crear las instituciones
económicas y sociales más adecuadas para que el mercado funcione correctamente:

• la liberalización de las Redes de Pares

• homogeneizar los formatos de compresión de audio y analizar la necesidad del DRM

• revisar a la baja la política de precios de venta al público

• aumentar la oferta musical.


El desafío educativo de las redes sociales

En el número 9 de la revista Telos (Cuadernos de Comunicación e Innovación) se realizó


un Dossier especial dedicado a "La escuela digital. Desafíos de la innovación educativa". En
particular, la revisión realizada por Carles Sigalés, Josep M. Mominó y Julio Meneses de
las principales características del proceso de introducción de las TIC en la educación primaria
y secundaria y sus repercusiones en la innovación y la mejora educativas.

Uno de los resultados de dicha investigación es que sólo un tercio de los profesores
considera que las TIC ayudan a mejorar los resultados de los alumnos. Y que, en definitiva, el
patrón tradicional de transmisión de conocimiento por boca del profesor y refuerzo a través de
los libros. Se subraya, por ejemplo, la falta de pizarras digitales, lo que viene dado tanto por
la falta de inversión como por la rigidez estructural de la organización de aula en los centros
educativos.

También se pone de manifiesto que el principal problema viene dado por la típica falta de
incentivos que opera en el sector público y por querer establecer un sistema basado en los
contenidos (tradicional) con el sistema basado en el autodidactismo guiado por el profesor
(innovador):

"Un horizonte de mayor innovación educativa mediante las TIC requiere la revisión de
algunos aspectos estructurales del sistema educativo y la organización de los centros
docentes. Los profesores tienen hoy muchas preocupaciones y pocos incentivos para la
innovación. Las últimas modificaciones del currículo escolar apuntan tímidamente en la
buena dirección, pero parecen insuficientes. La emergencia de objetivos relacionados con las
nuevas alfabetizaciones no surtirá grandes efectos mientras los currículos de las diferentes
áreas continúen sobrecargados de contenidos. En un momento en el que las TIC nos permiten
acceder con facilidad a la mayoría del conocimiento disponible, la transmisión directa de
información por parte del profesor para que sea reproducida por los alumnos no puede
ocupar la mayor parte del tiempo lectivo."

En la actualidad, nuestros alumnos (y algunos de nosotros también) utilizan asiduamente


un tipo de servicios en Internet que conocemos como Redes Sociales. Todos hemos oído
hablar de ellas: sitios como MySpace o Facebook forman parte de un fenómeno imparable y
global, ya que extienden su radio de acción a la práctica totalidad de los países. Las noticias
sobre su impacto en la economía, la política, el entretenimiento... son crecientes. Unos
cuántos ejemplos. El nombramiento de la mencionada Ángeles González Sinde como
ministra de Cultura tuvo una inmediata reacción negativa, espontánea y coordinada en
Internet, a través de grupos formados ad hoc en Facebook, acciones coordinadas a través de
Twitter o webs específicas para hacer un seguimiento de las iniciativas contra la censura en
Internet que pueda emprender la ya ministra de acuerdo a su programa anunciado.

En Moldavia, las protestas estudiantiles contra el aparente pucherazo comunista en


Moldavia fue convocada a través de móviles y las redes sociales Facebook y Twitter, siendo
capaz de movilizar estos anuncios a miles de jóvenes.

Y, contra la intuición generalizada, la Universidad de Melbourne ha realizado un estudio


que concluye que los trabajadores que dedican un máximo del 20% de su horario de trabajo a
hacer un uso personal de la red son un 9% más productivos que los que no lo hacen, debido a
la "concentración imperfecta" de las personas, es decir, una pequeña desconexión laboral para
consultar el correo o ver un vídeo en Youtube permite descansar la mente, llevar una mejor
concentración a lo largo del día y, en consecuencia, un incremento de la productividad (a
menos que se abuse de dicha conexión).

En el terreno educativo ha sido una investigación realizada en la Universidad de


Minessotta la que refleja que los adolescentes adquieren destrezas importantes como producto
de usar estas redes sociales.

Las Redes Sociales son sitios de Internet que agrupan a usuarios y usuarias unidos por
intereses comunes. Muchas personas al oír hablar de las redes sociales piensan
inmediatamente en sus connotaciones negativas, sin tener en cuenta que existen otros tipos de
redes sociales, como por ejemplo las dedicadas a la cultura, como Linkara, o a las relaciones
laborales, como Linkedin. Dentro de estas otras redes sociales encontramos las redes
educativas que, como su nombre indica, intentan aprovechar las posibilidades educativas de
las redes sociales.

Así, José Luis Orihuela sostiene que :


"Las redes sociales en línea permiten generar nuevas sinergias entre los miembros de
una comunidad educativa, facilitan la circulación de información, la organización de
eventos, el compartir recursos y sobre todo, proyectan y consolidan las relaciones
interpersonales una vez que se han terminado los estudios.

Del mismo modo que ocurrió en su momento con la Web, y posteriormente con los blogs,
ahora hay que integrar a las redes sociales en línea entre las herramientas básicas de
alfabetización digital en todos los niveles de enseñanza."

Muchas son las herramientas que la llamada “web 2.0” ofrece al entorno educativo, entre
ellas las redes sociales. Una red social no es más que el antiguo panel de corcho con el que
antes solíamos intercambiarnos notas, pero llevado a su máxima expresión: la posibilidad de
intercambiar documentación, fotos, vídeos.... a fin de cuentas, conocimiento.

Por citar algún ejemplo de red social destacaremos Tuenti, Facebook y Ning. Cada una de
estas redes tiene un perfil básico de usuarios y es que, a pesar de la globalidad del entorno de
la red de redes en el que nos movemos, siempre hay preferencias geográficas para usar una u
otra herramienta. Veamos algunas características:

Facebook

Es la red social más usada en Norte América y está adentrándose cada vez con más
fuerza en la vida de los europeos, gracias a que es una herramienta modular, es decir, cada
usuario puede tener, sobre una base común, las aplicaciones que desee. Es este aspecto el
que hace a Facebook algo relevante para la educación. Además de compartir fotos y hacer
comentarios en el perfil de otros usuarios (características comunes a todas las redes
sociales), las mejoras que podemos incluir nos pueden permitir, por ejemplo, crear y
compartir documentos en línea

Ning

Red social en auge que, a pesar de no contar con tantas aplicaciones como la anterior,
tiene una claridad envidiable en lo que a gestión y presentación de contenidos se refiere.
Muchas son las redes ning educativas que hablan de distintos temas, como pueden ser las
herramientas TIC's.
Tuenti

Herramienta que facilita la transmisión de información entre gente que se conoce. Destinado
en un principio únicamente a universitarios, debido a su éxito se permitió la entrada a más
usuarios, siempre mediante invitación de un usuario ya registrado. La meta de Tuenti es
hacer que la gente pueda estar al corriente de todo lo que está pasando en su círculo de
amigos.

Como casi siempre se han formado dos grupos respecto a su utilización, los apocalípticos
y los integrados. Los primeros sospechan que las redes sociales a los que sus hijos se
conectan continuamente son un invento de las multinacionales como una nueva forma de opio
del pueblo. Los segundos mantienen que todo lo que provenga de la tecnología debe ser
automáticamente considerado un dogma de fe y aplicado (y comprado) sin cuestionamiento,
en lo que es una derivada del mito del progreso asociado a los más ilusos e ingenuos
optimistas antropológicos. El desafío educativo se sitúa precisamente en ese fiel de la
balanza, intentando un virtuoso punto medio aristotélico, tratando de sortear los dos cuernos
del dilema y de no naufragar entre la Escila del conservadurismo ramplón y la Caribdis del
progresismo injustificado. Precisamente ésta era la clave que subrayaba Agustín Domingo
Moratalla:

"Y no porque los padres no tengamos más remedio que aceptar lo que nos llega y tragar
con las redes como tragamos con la absurda selectividad, el vaquero de cintura baja o el
ocio nocturno. Tampoco porque algunos hayan encontrado en las nuevas tecnologías una
oportunidad profesional y hayan comprobado que es un sector industrial en alza para
expertos en informática, promotores comerciales y leguleyos.

Lo primero que deberíamos analizar como educadores es el nombre con el que se nos
presentan porque llamar redes sociales a estos sistemas de comunicación global tiene
cierta ironía. En principio es una herramienta de comunicación sin fronteras que nos
permite mantener la proximidad sin perder la libertad y, por consiguiente, no es una
herramienta en la que nos sentimos atrapados como impotentes pezqueñines... el
problema no está en las redes sino en los padres y los maestros que están, literalmente,
fuera de juego. Los problemas relacionados con el uso de la información de los menores,
con la gestión de la información que libremente se ha volcado ahí y con las
consecuencias del uso no han hecho más que empezar."

Así que nosotros hemos cogido al toro por los cuernos del dilema y nos hemos planteado
la cuestión de cómo integrar las redes sociales en nuestras aulas desde un punto de vista
pedagógico. Hay que examinar con los alumnos las condiciones de servicio de las redes
sociales en las que aspiran a integrarse y hay que enseñarles a configurar debidamente las
opciones de privacidad de sus datos personales, fotos y vídeos. Sería bueno debatir con ellos
acerca de la importancia de seleccionar con criterio a la gente que se acepta como amigos en
una red social y animarles a considerar las repercusiones de la conducta online sobre la
construcción de su propia identidad y reputación en la red.
La elección del tema: “¿Monarquía o república?”

Dentro del Centro del Profesorado "Luisa Revuelta" de Córdoba se realizó la propuesta,
liderada por la asesora Charo Roldán y el director de la Filmoteca Pablo García Casado, de
realizar un grupo de cine y pedagogía con el doble objetivo de integrar el medio audiovisual
en la enseñanza así como dar a conocer y aprovechar los recursos disponibles en la Filmoteca
de Andalucía, cuya sede central se sitúa en Córdoba. Dentro de dicho grupo de trabajo se
hicieron a su vez subgrupos, y pensamos los profesores implicados en este proyecto que sería
una buena forma de combinar la discusión teórica -a través de la creación de un grupo en
Facebook en el que pudieran encontrarse virtualmente los alumnos de ambos centros
involucrados, el IES Alto Guadiato y el IES Blas Infante- con el establecimiento de un foro de
debate tras el visionado de una película, en concordancia con el tema, en la Filmoteca. De
esta forma, además, ampliaríamos el horizonte cultural de nuestros alumnos que, salvo
excepciones, desconocían no sólo la ubicación de la Filmoteca sino su mera existencia.

La elección del tema tenía que involucrar los intereses de dos asignaturas tan
complementarias como la Historia de España y la Sociología. Resolvimos que sería un tema
de actualidad pero con una tradición asociada de discusión y de relevancia en la historia de
España. También tendría que tratar una temática sobre la que los alumnos tuvieran
seguramente una opinión intuitiva aunque poco estructurada, fundamentada. De esta forma se
trataría de que asumiesen enfrentados a su propia ignorancia fuesen capaces de reestructurar
sus creencias y opiniones para o bien desecharlas o bien reinterpretarlas a la luz de la nueva
información disponible.

Hubo varios temas que consideramos que podían dar juego para tratarlos desde una
perspectiva histórico-sociológica. Finalmente nos decidimos por el debate monarquía-
república porque serviría para arrojar luz tanto sobre el pasado español que sigue causando
más discusión, la II República y la guerra civil, como al presente de más rabiosa actualidad, al
estar la monarquía cuestionada en algunos de sus aspectos, desde la sucesión hasta la cuestión
de misma legitimidad como forma de organización política.

Presumíamos que la mayor parte de nuestro alumnado sería de forma natural republicano.
Esta conjetura, o prejuicio, fue disipado rápidamente debido a sus intervenciones en los
debates del grupo Facebook mencionado. No sólo estaban en mayoría sino que sus
argumentos a favor de la monarquía eran de más peso que los de aquellos que estaban de para
de un sistema republicano.

En esta captura de alguna de las intervenciones de los alumnos se puede apreciar la


calidad de la discusión:

Imagen 1: Intervenciones de algunos alumnos y alumnas


La selección de la película: “Matar a un rey”

Para ilustrar el tema pensamos con el director de la Filmoteca que había dos películas que
podían resultar especialmente interesantes, tanto por el contenido del que se trataba como por
su calidad formal. Finalmente nos decidimos por Matar a un rey antes que por Danton, de
Andrew Wajda, debido fundamentalmente a que estaba inmediatamente disponible en la
Filmoteca (criterio de eficacia) y a que su estructura dramática sería más fácilmente
comprendida por los alumnos (criterio pedagógico)

Para una profundización en la misma conformamos una guía didáctica (ver la entrada
correspondiente del blog de aula El Club de los Filósofos Muertos del profesor Santiago
Navajas) que posteriormente fue realizada por los alumnos y comentada y evaluada en
tiempo de clase.

El desarrollo del debate virtual a través de Internet fue un éxito completo. Los alumnos,
que eran habituales de la red social Tuenti, se introdujeron rápidamente en la galaxia
Facebook, más compleja pero también más completa. En la serie de capturas que ahora
mostramos se pueden apreciar algunas de las características formales y visuales de la
organización de Facebook y su operatividad como herramienta de discusión de grupo:

Imagen 2 : Temas de debate propuestos


Imagen 3: Portada general del grupo. Título, links recomendados, Administradores.

15
Imagen 4: Algunas participaciones de los alumnos.

16
Imagen 5: Links para responder al examen tipo test (ver la entrada correspondiente al blog
mencionado)

17
18
Conclusiones

Nuestros objetivos eran múltiples. En primer lugar, mostrar a nuestros alumnos la


dimensión pedagógica y de comunicación de las redes sociales. Concretamente, el potencial
de Facebook, una red social más compleja y completa que Tuenti, la red social a la que ellos
están más acostumbrados y en la que priman los aspectos lúdicos.

Por otra parte, queríamos poner en relación a los alumnos de institutos diversos y
separados geográficamente, a través de una herramienta virtual y en una actividad en la que
primase el contenido y la investigación por parte del alumnado.

En cuanto a dicho contenido, pretendíamos incentivar la reflexión crítica respecto a un


tema de actualidad pero de manera tal que fuesen capaces de superar los estereotipos y los
clichés argumentativos sobre la cuestión tratada.

Además, queríamos establecer puentes entre la realidad virtual y la realidad cotidiana,


propiciando un encuentro físico entre ambas delegaciones para de esta forma mostrar como es
posible y deseable el paso de lo virtual a lo real.

Por último, pero no menos importante, queríamos aumentar el nivel cultural y las
posibilidades de formación de nuestros alumnos. Para ello la colaboración de la Filmoteca de
Andalucía ha sido decisiva, en cuanto que les ha permitido abrirse a una realidad cultural
nueva. En este sentido, la última fase de esta actividad, el visionado de una película en sede
filmotequera y el posterior debate, han permitido que los alumnos ejerciten la reflexión a
propósito de las imágenes, y se den cuenta de la diferencia entre el cine meramente
ornamental y el cine que da que pensar.

Todos los objetivos propuestos se han alcanzado plenamente, por lo que nos sentimos
satisfechos y con ganas de repetir esta experiencia (lo que probablemente acontecerá en este
mismo curso o inicios del siguiente con el tema de la pena de muerte y la película “El
verdugo” de Luis García Berlanga)

19
Bibliografía citada

Domingo Moratalla, Agustín. El desafío educativo de las redes sociales. Las provincias, 1 de
marzo de 2009

Orihuela, José Luis. Redes sociales y educación. Entrevista en

http://www.ecuaderno.com/2009/03/10/redes-sociales-y-educacion/

San Gil, Gonzalo. El impacto de Internet en la industria discográfica v2. Tesis doctoral

20