Está en la página 1de 3
MINERIA BOBA DEDICADO AL MODELO EDUCATIVO DE FINLANDIA JOSE ORLANDO MELO NARANJO INVESTIGADOR EN ESTUDIOS

MINERIA BOBA

DEDICADO AL MODELO EDUCATIVO DE FINLANDIA

JOSE ORLANDO MELO NARANJO

INVESTIGADOR EN ESTUDIOS LATINOAMERICANOS Y PENSAMIENTO CRÍTICO

EDITORIAL: UNIVERSIDAD NACIONALISTA BOLIVARIANA

FACULTAD DE ESTUDIOS LATINOAMERICANOS

VENEZUELA

2012

COMENTARIO FRENTE A LA PROBLEMATICA DE LA MINERIA DEL TEXTO LA MINERIA BOBA POR JULIO CÉSAR LONDOÑO

La actividad de la minería no es algo nuevo. Ya que si retrocedemos en el tiempo nos daremos cuenta que los pueblos indígenas la practicaban. Sin embargo es importante destacar que no se puede comparar con la minería moderna; ya que esta mueve altísimas sumas de dinero, negocios ilícitos, patrocinio de guerrillas para forzar el desplazamiento de las gentes a fin de apoderarse de los recursos del suelo. Téngase presente que la minería no es de carácter comunitario en la actual sociedad, sino que es un negocio global que los empresarios con ayuda de los estados explotan para ellos y los suyos. La explotación minera es una práctica industrial en la cual se extraen del subsuelo los recursos minerales no renovables; buscando con ello un beneficio económico. Esta actividad es muy riesgosa para las personas que realizan el trabajo dentro de las minas. Como también para las comunidades que se hallan alrededor. Por otra parte si Europa es una cadena de naciones; generadora de tecnologías de alta punta. Sur América es una cadena de naciones aún más importante porque posee los recursos naturales más necesarios para generar una sociedad mucho más sana. En América del sur tenemos agua, petróleo, minerales, alimentos, ecosistemas asombrosos y otras tantas cosas que los empresarios y compañías mineras destruyen sin interesarles el beneficio de las comunidades. Es por ello que la contradicción mencionada anteriormente hace de la racionalidad del hombre una espada de doble filo. Por una parte crece el alcance económico del sector minero, por otra se destruyen los ecosistemas naturales. Si comparamos los beneficios de la economía, con los de la naturaleza, estos últimos son de un valor infinitamente más alto; como lo mencionaría el filósofo platón acerca del bien. A nivel económico la minería promete unos ingresos asombrosos y la formación de portentosos monopolios, la creación de empleo etc. desde luego cualquier actividad económica siempre prometerá algo que mucha veces no podrá cumplir y que no le interesa cumplir. Para nadie es un misterio que aun cuando se conocen día tras día los impactos negativos de dicha actividad. Los gobiernos de los países siguen expidiendo multitud de licencias para la explotación minera. En palabras sencillas el interés económico prima sobre los beneficios de salubridad pública a nivel mundial. Julio Cesar Londoño termina diciendo:

“Es responsabilidad de este gobierno “Colombia” administrar de manera inteligente las regalías del sector, y lograr que buena parte de nuestros minerales se procesen aquí mismo y generen industrias y servicios nacionales. No podemos seguir siendo una cantera riquísima y privada de las multinacionales y los burócratas de “la puerta giratoria”, y ostentar, al tiempo, el triste honor de ser el tercer país más inequitativo del mundo. Es una infamia que no nos perdonará la historia”