Está en la página 1de 69

“La antigüedad no ha dejado de ser la gran escuela de los pintores

modernos, y la fuente donde beben las bellezas de su arte. Tratamos de


imitar a los antiguos en el genio de sus concepciones, la pureza de su
dibujo, la expresión de sus rostros y las gracias de sus formas” . David
Características del Neoclasicismo

• De forma paralela a la caída del Antiguo Régimen, el


rococó es contestado por algunos ilustrados (Diderot)
que recomiendan la serenidad del arte antiguo.
• Se descubren Herculano 1719 y Pompeya 1748, y se
publican tratados de arte: Winckelmann: Hª del Arte
de la Antigüedad y Stuard: Antigüedades de Atenas.
Lessing: Laocoonte.
• Las Academias destacan el valor normativo de lo
clásico. Harán campañas anti-barroco buscando el
buen gusto.
• El rococó se va agotando, repetitivo, formas
decorativas que no trascienden al exterior, produce
una crisis estética.
• Los revolucionarios ven en el Neoclasicismo la derrota
del Antiguo Régimen (palacios reales barrocos). Lo
toman como arte oficial las nuevas repúblicas: USA y
Francia. Se sienten ciudadanos libres como los de
Atenas.
• Luego lo utilizará Napoleón como arte imperial propio
de los césares.
• Se difunde desde Francia al resto de Europa y
abarca todas las manifestaciones artísticas.
• El pensamiento ilustrado pretende acabar con la
exaltación barroca y su carácter escenográfico, con
la personalización del poder, y sobre todo, con los
excesos decorativos del rococó.
• El Neoclasicismo responde a esta necesidad poniendo
la arquitectura al servicio del racionalismo, el orden,
la armonía y los principios humanistas. En su esencia
es un retorno a la Antigüedad griega y romana
firmemente tutelado por las Academias, instituciones
que velan para que el arte se ajuste a las premisas
“correctas”.
Arco de Triunfo de Carrusel, Percier y Fontaine
Museo Británico, Smirke
Puerta de Brandenburgo, Langhans
Puerta de Alcalá, Sabatini
Museo del Prado, Juan de Villanueva
Eros y Psique,
Psique reanimada por
Amor
Antonio Canova
Eros y Psique, Canova
Paulina Bonaparte
Napoleón como Marte pacificador
Jasón y el Vellocino de oro, Thorvadlsen
Jacques Louis David

• Cultiva temática clásica: Juramento de los Horacios (1785)


colorido frío y racional, estilización del gesto heroico,
composición ponderada
• Se adhiere a la Revolución Francesa, nombrado
superintendente de Bellas Artes, suprime la Academia y
ejerce dictadura personal, enemigo implacable del rococó.
• Pintor de cámara con Napoleón. Encargado de formar el estilo
del imperio pinta en un marco de lujo cortesano.
Las sabinas interponiéndose entre los romanos y los sabinos
David
Juramento de los Horacios
Muerte de Marat
Coronación de Napoleón
Napoleón cruzando
los Alpes
Jean Auguste Ingres

Formado en Italia, admirador de Rafael.


Dirigió la Academia de Bellas Artes,
donde defiende la tradición davidiana
frente al romanticismo.
Algunos autores lo consideran más
importante que David

Napoleón entronizado como Júpiter


La bañista de Valpicon
La gran odalisca
Apoteosis de Trajano, Mengs
Adoración de los pastores, Mengs
Gloria de la monarquía
española, Tiepolo
Francisco de Goya y
Lucientes
• Hace retratos para toda la
aristocracia de la corte, destaca
por su finura y elegancia. Triunfa
artística y socialmente.
• 1790 se queda sordo, para muchos
le influye en su arte:
metamorfosis en su personalidad
artística a través de esa
experiencia de dolor personal. La
sordera le lleva al aislamiento y la
introspección.
• Con la guerra, el dolor colectivo le
dio a su arte una nueva dimensión,
aún más pesimista y crítica:
expresa el dolor de un pueblo y la
degradación de los sentimientos.
La evolución artística que acompaña estos acontecimientos supone
el abandono de las leyes ópticas para ir introduciendo una
subjetividad que llegará a configurar un mundo propio en el que
la fantasía, la crítica y la ironía juegan un papel más importante
que la realidad visual.

Oscurece progresivamente su paleta de


tonalidades cálidas hasta llegar a las
Pinturas Negras; prioriza el color sobre
el dibujo y ejecuta el cuadro a partir de
manchas de color y de pinceladas
sueltas y yuxtapuestas; utiliza el color
con una finalidad expresiva más allá de
la imitación de la realidad.
Paralelamente, abandona los temas convencionales y su
tratamiento convencional para permitir que el
sentimiento domine la obra y deforme la realidad.
• Su obra no es sólo una crónica de su tiempo, sino que
responde a criterios modernos. Como pintor, adopta
una postura crítica e independiente –ajena a la
religión- como testigo de los acontecimientos
contemporáneos.
• Aunque no crea una escuela, gran parte de los “ismos”
de los siglos XIX y XX tendrán su punto de partido
en la obra de Goya:
Impresionismo utiliza y teoriza
la técnica de las manchas de
color
Expresionismo expresa los
sentimientos a través del color
y no imita la realidad
Surrealismo aplica la inmersión
en el mundo de los sueños a
partir del psicoanálisis
Fauvismo libera el color de su
dependencia de la realidad.
El columpio
El quitasol
La gallina ciega
La vendimia
Fernando VII
jvllanos
Condesa de Chinchón
Reina Maria Luisa en
mantilla
Motín de Esquilache
La carga de los mamelucos
El patetismo alcanza una intensidad excepcional con los efectos de
la luz blanca sobre los rostros ocultos y los dedos crispados. El
Expresionismo que en el XX intentó expresar la angustia de los
seres humanos, tiene 100 años antes su manifiesto.
Muerte del picador
El aquelarre
Aquelarre, el gran cabrón
El Coloso
Dos viejos comiendo sopa
Hasta la muerte
Tauromaquia: Banderillas de fuego
Carlos V lanceado por un toro
Los Desastres de la Guerra: Caridad
Estragos de la guerra
Los Desastres de la guerra
Trascendencia de la pintura de Goya

Su pintura implica la ruptura con la tradición


(aunque la asuma: Velázquez, Durero, Barroco
italiano y maestros ingleses del XVIII):
Abandona el respeto a las leyes ópticas, de
pintar lo que se ve, aunque se represente de
manera diferente o subjetiva, para asumir la
responsabilidad de crear un mundo propio, en
el que la fantasía y la crítica juegan un papel
más importante que la realidad visual.
La lechera de Burdeos
• Al margen de su concepción de la pintura como un arte
de testimonio y transformación más que de
representación, sus aportaciones estrictamente
técnicas ya le colocan entre los grandes genios:
• Rechaza la consideración dibujística, académica,
acromática y estática del Neoclasicismo y enlaza con
el Barroco para resaltar la importancia del color, la
inspiración y el movimiento. En la riqueza de brillos,
colores y luces, el mundo goyesco destaca claramente
de sus contemporáneos, como David.
• Todos los movimientos pictóricos posteriores beben
en su obra: “primer pintor moderno”.
El Expresionismo (crisis de
conciencia tras la 1ª Guerra
Mundial) intentará plasmar el
dolor y el miedo, el mundo
interior de seres turbados,
prescindiendo de la
representación concreta.
Sus sentimientos aparecen ya en
Goya,
sus objetivos coinciden en gran
parte.

La pintura entera del XIX y XX, con todas


sus múltiples escuelas o tendencias, sin lugar
a dudas tiene en Goya su fuente de
inspiración y de técnicas.