Sobre un comentario anónimo a la «Aritmética» de Nicómaco de Gerasa y sus mss.

en Bibliotecas Espaí~olas
ANTONIO Bnvo GARCÍA

De acuerdo con las cuatro recensiones que P. Tannery estableció para los comentarios a la Xntroduccíón a la Aritmética de Nícómaco de Gerasa2 redactados con posterioridad al famoso de Sámblíco ~, es posible «Rapport sur une míssion en atalie du 24 janvíer au 24 févner 1886» 1, Archives des nnssíons scientífíques et líttéra¡res xua 1888, pp 409 y ss (= P Tannory, Mémoí res sejentifiques aa, Toulouse-Pans 1912, Pp 26,9 y ss) 2 R Roche, Nícamachí Gerasení Pythagoreí Introductionís Aríthmetícae Líbrí II. Leipzig 1866 Véase sobre este autor, lo primero, la traducción de M L D’Ooge,
Nrcomo.chus of Cerosa Introduction to Aríthmetíc, wíth Studíes in Greek Aríthmetw by Frank Egleston Robbíns and E tZ Karpínskí, N York 1926 con un importante capítulo sobre mss y texto (o c, pp 146-166), otras obras son 1 Heath, A Hístory of Creek Mathematícs ¡ From TI-zaFes to Fuclíd, Oxford 1921, pp 97-112, F Kiliem, art «Nikomachus» 21, RE xvai 1 1936, cols 463 y ss, G Johnson, 77w Aríthmetical Phílosophy of Nwomachus of Cerosa, Lancaster 1916 y W C McDermott, «Plotine Augusta aud Nícomachus of Gerasa», Historia XXV 1977, PP 192-203 con pormenor bibliográfico Es interesante también J A Sánchez Pérez, La Aritmética en Grecia, Madrid 1947, passim En lo que se refiere a la calidad de la edición crítica de Boche, hay que notar que solamente maneja mss de bibliotecas alemanas y descuida los restantes testimonios como el Matritensis BN 4678 (N 48) por ejemplo, otros mss en España —sin ánimo de hacer una lista completa— son los Esconatenses z ía 15 (95), fi 160.171v (véase P Síwek, Le «de anima» d’Arrstote dans les inanuscrzts grecs EStudi e testí 241), Ciudad del Vaticano 1965, passnn), T II 6 (145) que consideraremos más adelante, Y III 12 (282), ff 1-42 que ya estudiamos parcialmente en «El Nígrino del Escoríalensís Y III 12» en Varia graeca níanuscrípta 1, CFC XV 1978, Pp 261-271, T 1 11 (131), ff 206-210 (sólo un fragmento) y algunos otros más Sobre el Matrítensís que acabamos de mencionar cabe hacer ciertas precisiones y aprovecharemos este lugar —un estudio sobre un texto de los niatematícos gnegos— para llevarlas a cabo, según los datos recogidos por Tannery, «Les Manuscríts do Diopliante á L’Escoríal», Nouvelles Archives des Míssíons scíentifiques U ilitéraires 1 1891, Pp 383-393 y Diophantí AFaz Opera II, Leipzig 1895, pp XXiI-XXXIV, de los 28 mss que contienen el texto del matemático Diofanto tan sólo ocho presentan una recensión más antigua que la que nos ofrece el mon]e Máximo Planudes y. de esos ocho, siete dependen del Matrítensís BM 4678 (N 48) que C Wendel, «Planudea» BZ XL 1940, pp 414-417 consideró indirectamente Por ello, y para decirlo con palabras de este último filólogo, en la transmisión de DioÑato quedan enfrentados, como testigos dignos de crédito,

es atribuido al endito filólogo buzan tino por una mano del s xiv en el Ambrosíanus 157 sup (ohm EÉ 157 sup) obra del mismo Planudos A Turyn. según Turyn. Regzae Ríbhothecae Matnítensís codíces graecí mss 1 Madrid 1769. además. epíst LXVII. dp1 cataloga una tercera obra. confirma este detalle y concluye afirmando que «the Planudean authorshíp of Ihe scholía on Díophantus us confimned by a headline in the Muían ms (fol 142) oxóX(La) roo flXavoó8(~) Kop(ofl) Ma~. sino llevar a cabo. sufriese más los embates de la humedad y de otros factores enemigos del libro al ser utilizado con frecuencia ya desde época de 0v1ríx9> s!ocycay~ (ff interés. una colección do estudios matemáticos (Wendel. tras ser leído y reparado (Treu. la Aio~ávroo o e p ‘AXsE. cols 2210-2213 y a o p 415 así como Turyn. por errata material) Efectivamente. 4-58) y Planudos Por otro lado. para la preparación de su Duofanto que. o o PP 415-416 compara su contenido con el del Matnitensis sirviéndose de 3 Iriarte. en general. Halle 1865. o o p 79 con bíbluografia) y únicamente diremos que. tras la NLKOVáXOO ‘Apí6~x~rucd repac’~vo~í (ff 58-137).xími monachí Planudís epístulae. o o p 415. p 79.[v(oo) and by roforences to Planudos in the Díophantus scholía and in the Planudean version of Ihe Indian Calculus in other mss doríved undoubtedly froní the Ambrosían nís in íts origmally complete con dítion» No podemos pasar revista aquí a los múltiples testimonios esgrimidos por Wendel y Turyn para apoyar la relación directa que Maxímo Planudos tuvo con la obra de Diofanto y. comentario que en la mayor parte de los mss aparece como anónimo. «especíally consídermg the fact that the handwrutíng of Planudos m this nís [Plato 57] on the whole aproxímates the ductus of Planudos’ share un the Plutarch nís Mílan C 126 mf [Plato 60] whích us to be attrubuted lo the time círca A D. Das Rechenbuch des Maxunus Planudos Nach den Hanáscitrílten dar kaísenlícken Bíblíothek zu Paris. añade que también la apariencia exterior del Matrítensís ayuda a creer esto Iriarte. con vistas a la inclusión en él de su cálculo indio. por hallarse la Arílmetíca al principio. ZfBW LVIII 1941. así como otro de Manuel Bryennío (Treu ernst XXXIII 7 y ss [p 53]).Londres 1972. Juan Filépono y otros comentaristas La primera recensión (1) y la segunda (II) el sabio bizantino y el ms de la BM de Madrid La labor de Planudes fue no sólo dar una recensión del texto. a los argumentos anteriores. el monje bizantino recurrió. un comentario marginal a los dos primeros libros.av8p~óg 163.lvBo¿ic fi Xcyo 1íÉv~ ~ísy&Xí~en edición de C 1 Gerhardt. o O pp 79-80). hay una segunda argumentación que tiene más Iriarte. margíníbus plensque blattarum iniuría exosís ídeoquo recentionís chartao supplemonto a glutínatore instauratis» y os comprensible que. por ejemplo) Su epistolario (ed M Tren. «Planudea» p 414 da la cota 4878 [ti 48]. testímonía bien estos intereses científicos (véase también Wendel. como ya hemos dicho> también contiene la obra de Nícomaco de Gerasa (Wendel. a Jorge Becco con la mtencíón de conseguir en préstamo un ms (véase Turyn. la . p 80). 1294-1295»). igualmente. Urbana (Illinois) . obra de los años 1292-1293 (fecha aprox. o c p 80. Bratusiava 1890). todo lleva a pensar que Planudos utilizó este nis. Ma. p 416. véase también.nbrosíanus citado. con la matemática griega (véase su ‘Y~qn~qíop(c KCT . Dated Greek Manuscrípts of tite Tliirteenth aná Fourteenth Centuríes in tite Lib ranos of Italy 1. indudablemente. por su parte. art RE XX 1950.28 Antonio Bravo García hacer ciertas precisiones sobre la obra de Asclepio de Tralles. 31 y ss y 106-111 [PP 82 y ss ]). debió acudir a Teodoro Muzalón para utilizar un nís de Diofanto proveniente de algun centro de estudio o biblioteca ba]o la jurisdicción de este protovestíano Este segundo nís precisamente. del mismo Wendel. o c p 163 —argumenta— lo describe como «charta fusca anda et penítus anu. sin duda. al describir este nis. para la realización de lo contenido en el ms A. ciertamente verosímiles. por otra parte. «Planudos als Bucherfreund». según Wendel. fue enviado a Muzalón y tanto Wendel como Turyn opman que se conserva en la BM de Madrid y debe ser identificado con el Motril ensís 4678 (N 48) que. aunque. realizaría apoyándose en todos los elementos a su alcance y Wondel «Planudea».

pp 30-31 y nótese su mención en 3 Sánchez Pérez. fines ambos que.. Incipit Ap~íovLic~ tativ t. der nur in der Madríder 1-ls m Verbindung mit dieser Schríft erschemt. «La colección de tlceda y los manuscritos griegos de Constantino táscaris». aparece incluido en el reciente «Specinaen cines Repertoríums der . segun Wendel. p 416. más firme en Wendel «Pianudení>.U Klem. que. o e p 80. sic habet Eloaycoyfi &pgovtcfi suxXst6ou» y Wendel «Planudea». p 263. p 213 siguiendo los datos de E Miller. pero ambas suelen ser atribuidas en nuestros mss a Filópono. quibus totus líber. de forma general y en relación con las investigaciones de los códices próximos al endito bizantmo. «Planudea».ttar~tii1 6sop~tLKfi KcXí Iíp«KTLKfi Ti~ mC fJppoOfitVOo 9óoacog. (fI 137-142) que en el mí es atribuida a Zósímo (con un añadido de mano del propio Constantino Lascaris que coloca el titulo) y que. Stuttgart 1975 (la vieja edición de Pístellí [Leipzig 1894]. y un logro sobre la de Samuel Teniiubus [Deventer 1668]. Desuiit O&roq 6 bpo~ tijq KQT& tó ~p~ioo~íévov Aun itp«flt«TEL«< Hunc Zosínn hbellum ínter Antíquae Muswae Auctores. posterior autení et plemor et expressíor et íísdem. i63-i64 «Zwolvoo tapt &p 1IOVLK?jg. Sobre el copista citado. Moche> editor de la a~oayú. Zosimo attribuít. 3 (aus dein 12 Jh) síebí ZéOLVOS 8tópfloo Av l=ovoravTLvoutÓXELeór09(&n [Eucl app edd Ileíberg et Menge 8 [1916] 183] Aehnhch Treu. Madrid 1929. conociendo que el Matrítensís es su único testigo. p 295. Emeríta XXXIV 1966. lamblichí in Nwhornacln Arzthmeucam Introductíonem líber. ut vídetur. Catálogo de los códices griegos de la Real Biblioteca de El Escorial II. Madnd 1965. entre otros mss no utilizados para la edicion. en el <1> II 4 (201) del s xvi obra de Manuel Glinzunio quien lo vendió a Antonio Agustín. quod scíaní. R. manu adícriptuin operís Argumentuin utepí &IDVOVLKfIS. 1 edídit quideni Marcus Meibomius. para Wendel. vol. se nos presenta en los siguientes términos: el ms básico que Planudes manejé para su edición de Diofanto y luego devolvió a Teodoro Muzalón es el Matrítensís BM 4678 (N 48) En otro orden de cosas> no sabemos nada sobre su antenor ubícaexon. véase descripción en G de Andrés. BZ XXXVII 1937.Comentario anónimo a la «Aritmética» de Nícómaco de Gerasa 29 se diferencian en que esta última tiene algunos añadidos más. es corregida por Kleín> En El Escorial tenemos este texto. el Laurentianus LXXXVI. nempe Zoc[voo. «Codices Planudeí». por cierto. p 415 y «Bucherfreund » p 81 que en Turyn. hecha sobre un ms florentino. lítteris batid dubié exarata. no debe ser puesta en relación con tal autor (señala Iriarte o e pp. Las Matemáticas en la Biblioteca del Escorial.yl~ &p¿jov¿xi’~ EóxXelfloi. bat zu ihr walírscheínlich keíne andere Bezíehung nís zu der nachiolgenden xatato~U1 KdVOVOS des Eukleídes. fueron esbozados en el pionero trabajo de A flífler. Catalogue des manuscríts greos de la bíbliotité que de l’Escuríal. este nís apunta la posibilidad de haber pertenecido a la Biblioteca capitular de Mesma. Epístulae 243-245») Dado que Planudes recoge esta autoría sospechosa y. pudo ser tomado de la biblioteca de un claustro dependiente de Muzalón. la conclusión no se hace esperar y. PP 416-417> y «Bucherfreund» p 81. pero poco podemos afirmar de él con seguridad Detalles sobre papel y letras (s xiv) se contienen en las obras citadas y un estudio detemdo sería interesante no solo para conocer la actividad del propio Planudes. sino también para la historía del texto y las ediciones de los matemáticos contenidos en él. sed sub Huclidis nomine Memo verá. nemo hujus nominís Auctorein ullum de Re Musica scripsisse prodidit Prior est unius íantum vocabuli. an deren Ende un Vencí Marc Append VI. como hemos dicho. sonden einem Kleíonídes [vgl RE d class Altertumswíss 11 [1921] 729] Zosinios. como ya hemos adelantado. centro religioso e intelectual que ejerció un papel impor tante en la vida de Láscans. u 2 aclara «Dic sto«yoyfi &pvovíwt gehort nach der besten Ueberlíeferung weder Eukieídes noch dem obskuren Zosímos. o pudo pertenecer a la biblioteca de palacio y ser llevado consigo por Lásearis al emigrar de su patria en los momentos difíciles después de la toma por los turcos de Constantinopla Para J M Fernández Pomar. 3 Edición de E Pístollí . scílicet Constantíní Lascarís. Pans 1848. cuí recentiore.

más recientemente. Pp 527. con bibliografía. fue atribuida por el mismo investigador francés 6. fi 141”-187 sobre el que puede consultarse M Sícherí. ya que el Vatícanus 1411 y el Parísínus 2377 mencionan este nombre como el del autor de los añadidos que transforman la primera recensión en II La tercera recensión (III) fue puesta por Tannery. en G Sarton. PP 629-Ml (hay reimpresión) 6 0 e p 310 Véase una semblanza de este ilustre sabio. 1864 y 1865 e ‘hndvvot> ypavIÁattxo& AXa~av8péog (toC 4líXo¶óvou) A~i%’~oic s[g ró Uórapov ~ N1K~d. R II 3 (23). J A Sanchez Perez. R II 3 (23) presenta. PP 302 y 310 y ss) Véase también J A Fabricius G C flanes. por su parte. tal vez un tal Proclo Proclein que la Sucia menciona como autor de un comentario a Nícómaco. Pp 87-93 ~ ‘Icoávvoi> ypalqiatLKoG ‘AXa~av8ptÚq (rofl ~tXour6vou) A~ijy 1aig «k ~ó irpC~tov rvjg NíxoÉíáXoo &pi4í~xuc9q aíeayey~g Y y II Progr Gym Wesel. 95-266 del año 1544. para las variantes del libro 1 puede verse el Prao fatio de Hoche (Wesel 1865. it 262 594v del s xvi y tambíen Y 1 12 (251). ibídem XIV. Pp 129-187. así los Escoríalenses X 1 9 (351). JOB XXVII 1978. que contienen una mezcla de III y IV y que van bajo el nombre de Asclepio y es de notar también que algunos mss de IV son atribuidos a este autor Por otra parte. el texto de Mícómaco Vease.ayco-yfv. Frogr Gym Wesel 1867 Poseemos en nuestra patria varios mss que contienen esta obra y que no han sido utilizados para la edición. f i91) En la BM notemos Matrítensís 4724 (0 46). Pp 433 439 ( Memoires scientífiques II. de esta recensión al final del texto No obstante. pensó. desarrollo y relaciones de estos comentarios son variadas. que II era debida a los trabajos de un alumno del filósofo bizantino. Bíbliotiteca Graeca V Hamburgo 1790. a la vez. fi. anónima. ha sido editada ea sus variantes (solo el libro segundo) por A Delatte. «Mouveaux manuscríts copies par Eminanuel Glynzounios».<O~ ápI8~U~¶íKflg au. el propio Tannery ~. tr esp Méjico 1962. Ausgaben und ¡Jebersetzungen von lamblichos «De místerzis» Fine krítísch-lnstorische Studíe. «Rin ubersehener TamblichosCodex (Matrit 0 46)». pp 315-316 a cargo de E Gamíllscheg y D Harífinger. 1am XI (Bodleíanus miso 198. Emeríta XXVIII 1960. IThalmente. el propio Tannery reconoció que existían mss que presentaban una mezcla de 1 y II Las hipótesis sobre la génesis. en general. . Die Hanciscliríften. Pp 34-35 y.544. como ha expuesto muy gríechíschen Kopísten». la cuarta (IV). hay mss. ERES XXXIX-XL 1972-73. una muestra de su escritura en M Sicherí. fi. «Manuel Glynzunios als Schreíber gríechíscher Handschriften». Las matemáticas p 213 que no menciona el segundo ms La recension II. este del año 1542 y conteniendo otro comentario de la misma obra del que mas adelante hablaremos Como es frecuente en este tipo de literatura. l~80v. bajo el nombre de Asclepio de Tralles y. a Arseno Olbiodoro basandose en un epigrama que se encuentra en algunos mss. una gloría prolifica de la investigación gala. HZ XLIX 1956. muy próxima a la labor de Fílópono (1>. Aneodota Atiteníensía et alía II (Bibí de la Fac de Phílos et des Lettres de l’Univ de Liégo fasc LXXXVIII) Paris 1939. llegó a la conclusión de que la segunda debía ser atribuida a Isaac Argyro. Pp 27-29. «Acta atque agenda» en Ensayos de Historía de la ciencia. no obstante. Berlin 1957. el Parísínus 2376 y copias mcompletas como el Monacensís 431 y el Ambrosíanus fl 77). puede verse M Sicherí.30 Antonio Bravo García recensión primera 4. siguiendo el testimonio principal (según él. Pp II-XIV) «Rapport 11 Les conimentaires sur Nícomaque». P c~i~~-t. 1888. analizando las diferencias entre 1 y II.

se incíma i~ ~ «Asclepius of Tralles Commentary to Micomachus’ Introduction to Arithmetic Edited wíth Introduction and Notes». no encuentra ningún apoyo para creer que. Heronas. o o 1. el epigrama en sí no significa autoría. ha sido publicado por última vez. para resumir. Amsterdam 1962. tesis que Tarán no comparte Cierto es que este autor reconoce que mnbas recensiones son «very close in content and in language» 10. «Jean Phílopon. no obstante. que adopta formas diferentes en los diversos mss. p 10 u Otras obras de Asclepio testimonian su condición de discípulo de Amnionio. Tarán tampoco comparte la idea de Tannery y. 10 8 Q o p. jamás decían tal cosa es éste un hecho que hoy día —hay que reconocerlo— se ha demostrado falso La semejanza entre 1. 304 Ocp8 ibídem.y III (Fílópono y Asclepio) llevó a Tannery a postular como fuente comun un comentario de Proclo hoy perdido. 9 10 véase L G Westerink. Trans of tite American Phílosoplncal Soc LIX 1969. En definitiva.. en general. Pp 148 La profusión de comentarios a la obra de Nícómaco debe explícarse por lo extendida de su lectura en toda la Antiguedad Para los bizantinos (véase 1 L Heíberg. diremos que Tannery8 en polémica con otros autores. este matemático entró incluso en la sabiduría popular con e] refran dpío¡msic ¿>q Níx6ga~oí 6 rapauíjvóq. dicho que podemos encontrar en Ps Luciano. Munich 1925. que éstos no hablan de autor alguno y que. dado que el citado epigrama no aparece en todos los mss. peut-étre. and the místakes whích are present in the text of Asclepius make it plausible thai hís version is very close to the lectures gíven by Ammoníus and thai Phíloponus reworked ihis text of Asclepius or another set of notes close to our Asclepms mnto bis own commentary» ~ En lo que se refiere a la adscripción a Arsenio de la recensión IV. o o p 5 n. the unnecessary repetítíons. la verdad sea dicha. qu’íl a remanié á son bon plaisír Sil faut appeler cela un plagíat ce n’est certaíment pas un plagiat ami dépens dAmnionius» Véase. en A Turyn. son Commentaíre sur Nicomaque et ses rapports avec Animomus (a propos d’un artícle récení)». que la de Filépono parece ser una edición corregida y aumentada de la de Asclepio y que ésta más cerca está de las enseñanzas de Ammomo ~ que la otra. Fílopatrís 12. Pp X-XIH y Tarán.Comentario anónimo a la «Aritmética» de Nícómaco de Gerasa ~‘. il n’y avaít pas assísté du tout 11 s’est emparé dun texte exístant. p 30 n 5). o o p 13 i3 ibídem. Incertí auctorís QIAOflATPIE Fi ti AAXKoMENOE recensuít praefatus esí. Mesina 1968) Sobre otro comentarista de la misma obra partículannente desconocido. tanto Asclepio como Fílópono lo hubiesen manejado sin citarlo. o c p 8 y ss La relación estrecha entre 1 y III está bien estudiada por L O. El epigrama. Gescitichte der Mathematík und Naturwíssenscitaften ím Altertum. Pp 592-598 i2 Tarán. véase Tarán. 1 Evrard. REG LXXVIII 1965. es del todo evidente que Fílópono «ne possédaít pas de notes á luí du cours d’Ammonius et que. p 18. Anonymous Prolegomena to Platonio Pitílosophy. «the language. en el caso de que el neoplatómco Proclo hubiese escrito este comentario. afirmó que la IV no podía ser nunca atribuida a Asclepío ya que los mss. Westerink. 31 bien L Tarán pero. 11 (vease R Anastasí. p 88 y 1am 231 b . PP 526-535 Para este autor (véase su segunda o o p 533). «Deux commentmres sur Nícomaque Asclépius et Jean Philopon» REG LXXVII 1964. que sepamos.

RER XV 1957. Ittírche und theologísche Literatur ím byzantíníschen Reích. «Le metropolíte de Pergame Arsene. they also preserve the anonymous begínning of recension IV» Por lo que hace a la recensión II. TarAn. p 545 y Turyn expone concisamente los progresos de la investigación acerca de este personaje para el investigador citado en ultimo lugar se trata únicamente de un copista de la recension IV y no de su autor i4 Ibídem. Así. la opinión de Tannery es igualmente puesta en entredicho por Tarán quien no ve ninguna razón para adscnbírla. c~ps SA Xoíiróv t9jv XU. ff.196. 1 a. y este nusmo autor comenta (o c p 90) las publicaciones anteriores. p 95. más o menos. es decir> que presenta igualmente la recensión anónima atribuida por Tannery a Arsenio Olbiodoro y que Tarán 15 deja sin atribución concreta (IV) Falta. el Escorialensis T II 6 (145) tiene el mismo contenido. Escoríatensis Y 1. que adscriben esta recensión a Asclepio’ La respuesta de Tarán es convincente e mgeníosa en alguna fase de la transmisión alguien prologó IV con una pequeña parte de III (concretamente el capítulo a del libro 1 que termina con las palabras &tp~rcxt &pa -rUq -rs ~ 686. 94v. 1f. partiendo de todo lo anterior se puede confeccionar.-). 12 (251). para luego toparnos con el comienzo normal de IV (tirel f~ tpujQ~ . por ejempío. o~xoq -rotvuv 6 OKoqtOq roo auyypá~í~arog. una clara panorámica de los problemas que presenta la transmisión de los comentarios a esta stoayc~yi~. la figura de Arsemo ha sido estudiada por V Laurent. mélode et polénuste antilatín». aunque en este caso falta el «prólogo» (libro 1 a) perteneciente a III. y han sido exammados en fotografías por Tarán. 81-170. Pp 123130 y H G Beck. comienza exactamente de la misma manera que III y al Imal del trozo inicial (libro 1 a) encontramos stpiyraL dpa -r(q rs 656<. una edición crítica de esta recensión (un trabajo del s xlv) en la que los mss. p 19 iS Ibídem p 20 16 Aparte de estos cuatro españoles.32 Antonio Bravo García a considerar la recensión como anónima. A~yíjoscúg rijq 1tpooflxoúo~g &4L0J01’bOStat. sínce as we saw. «Thís is doubtless the reason —concluye Tarán—14 why some catalogs líst recension IV as the work of Asclepius even though he is not even mentioned as the author in the manuscrípts of recension IV whícli are prefaced by Asclepius. Kat -rL -ró rtxoq 6 aKo~t6q TOLVUV roo auyyp4tparo.v knynccavsOa). Munich i959. ¿cómo puede explícarse el hecho de que haya algunos mss. al igual que Laurentianus LVIII 29. Sin embargo. . o o. Tanto el Escoríalensís citado como los Matritenses BN 4707 (0 28) y 4746 (0 15) contienen IV. de igual manera. como dice Tarán. xat rL ró réXog. pues. españoles debían ser utilizados iS y es preciso corregir los datos referentes a la atribución de autor transmitidos por De Andrés i7 (del Ambrosíanus II 58 sup f 115). precedida por III (solamente libro 1 a) que es la recensión de Asclepio. sin más> a Isaac Argyro En fin. PP 19-20 menciona 16 mss más que nos han transmitido esta recensión i7 Catálogo II.

da como autor de los comentarios contenidos en los Matritenses ya mencionados al citado en tales mss. los comentanos a la etaaycn# de Nícómaco de Y 1 12 (251). no deja de llamarnos la atención el hecho de que los dos Escoríalenses terminan el libro segundo no de la manera que sería lógico esperar ( . que los Matntenses terminan también de esta forma sorprendente a primera vista. es decir. p 273 En realidad. xai -u&Xív o&rog Xafrbv ro&ro qtOLEt -r~V Si& qrao&v Kcd bt& -itávts>. pp 368-370. la meteórica rapidez de su visita a nuestra patria le impidió cumplir con toda la dedicación necesaria su labor de catalogador. p 89 y 3 R Víeíllefond. pp 1-116 (Codd N i26-141 et 0 1-103) i9 Catálogo de los códices griegos de la Real Biblioteca de El Escorial III. hay que mencionar que una mínima parte de IV. cosa que no señala De Andrés en su indice de inítía operum quae medita vísa sunt 2i Por lo que toca a Miller. Catálogo de los códices griegos de la Biblioteca de El Escorial Y. 1886. en estos testimonios de bibliotecas españolas. La Real Biblioteca de El Escorial. «La catalogación del fondo griego de la Biblioteca Nacional». observando más de cerca nuestros mss. fue publicada por M Meíbom. Copenhague 1655. pero.) itpói. pero esto no cambia la situación 20 Véase A Revilla. Ésta es la situación actual en breves pmceladas. Notices et extraití des mss de la BN et autres bíbliotitéques XXXI 2. en su catálogo 23. Madrid 1967. lo que constituye un fenómeno paralelo a la presencia en ella del párrafo inicial (libro 1 a) procedente de III y presente también en 1. Emeríta III 1935 Pp 195-1% 23 Véase PP 75 y 67-~8 XVI —3 .¿Qué significa esto’ ¿Ocurre igual en los dos Matritenses? ~Tenemos una contammacíón de III y IV en estos mss~ cHasta qué punto hay aquí una sola recensión o dos? Son éstas preguntas a las que intentaremos dar respuesta examinando estos testimonios manuscritos y añadiendo. Pp 82-83 (véase A Turyn. un índice simplemente. es decir. sino con las palabras que emplea únicamente la III (..Comentario anónimo a la «Aritmética» de Nícómaco de Gerasa 33 y por Miller U• Por supuesto. Pp 470-471 21 Catálogo III. además. que son dados como inéditos por De Andrés ‘~. Madrid 1936. Madrid 1970. como se ha señalado. ateniéndonos a lo antenor. algún que otro «souvenir» ~. De proportioníbus díalogus. bajo el nombre de Asclepio de Tralles. sin embargo. está suplementada con un largo párrafo (casi igual al párrafo final de III). como hemos dicho Por otro lado> sí contemplamos el testimonio que nos iR «Bíblíotheque royale de Madrid Catalogue des mss grecs (Supplément an catalogue díriarte)». Analizando este punto concreto con cierta detención podemos darnos cuenta de que la recensión IV. a Asclepio de Tralles lo mismo que sucede en el caso de los Escorialenses. -rocaDra to[vuv &pKEtTc. es necesario dar igualmente esta condición de médítos a los comentarios contenidos en T II 6 (145) ~. Helmantíca XLV 1963. «Complemento al Catálogo de manuscritos griegos de la Biblioteca Nacional de Madrid». desde el primer momento. siguen méditos que sepamos ya que la edición de Tarán es —recordémoslo— de la recensión de Asclepio (III). como la recensión IV lo hace. o o 1 p 89). aunque no olvidó llevarse. E[Gay&JyLKflv StbaoxaXtav).. pp 267 y ss ~ Vease J M Fernández Pomar. G de Andrés.

f 1) 1am 20 de la tesis doctoral inédita del mismo autor Der Seitreiber Andreas Darmarías Eme Kodíkologíscit-palaograpitísche Stud. Die gríechísciten Soitreiber des Mittelalíer uííd der Renaíssance. el segundo libro de la Arítnzetíca La primera parte es obra de Andres Darmario según Revilla. así. mezclado con el texto del primer libro de esta y. citado por A Revilla cuyo principio es este 1 a y el final el usual de la recensión III ( npóg Ercay(ÚytKflV BibarncaXtav) ~Qué significado tiene todo esto~ Evidentemente. ms del s xv que no contiene en su parte inicial el capítulo a propio de las recensiones 1 y III. existen afinidades notables a primera vista entre estos mss que llevan.V Gardthausen. a establecer dos grupos los que tienen este añadido al final y los que no Por otro lado. ró 9&g). f 1) véase Kresten. Leipzig 1909.e.114v). 1am Sa y también (del Lond oíd royal 16 D XI. ~> lleno de faltas de itacísmo. sobre el que más adelante hablaremos. 29. cols 471-476 (hay reimpresión) 26 Se trata de un chartaceus del s xvi que contiene (ff 1-98) el comentario (IV) a la obra de Nícómaco. encontramos que los hay con final «ortodoxo» (. puede verse. Viena 1961. p 161 25 0 o p 470 al describir el códice T II 6 (145). en su capítulo inicial Como ya hemos dicho. primeramente. en general. thís would help us explain why in other maníiscripts which contain only the conimentary there are properly no lemmata» Sobre Myrokephalítes. la considera producto salido de la mano de Miguel Myrokephalítes «auf Grund des Duktus». r1~V bc& nacév xal bí& ittvtn) como el Víndobonensís fluí gr 35 por ejemplo ~. n 73. M Vogel . aunque hay algunas diferencias. JOB XXIV 1975. Catalogus codícum manuscríptorunz híbliotitecee medíceae laurentianee II. el único que no presenta el añadido es T II 6 (145)2S y. p 316 (hay reimpresión). desde el primer momento. Florencia 1768.34 Antonio Bravo García ofrecen los 16 mss restantes mencionados por Tarán y elegimos al azar algunos de ellos.v y&p Kai tnró Xotp¿6v 24 Vease H Hunger. sobre la preseatacion unida de texto y comentario. 1 a 8-9 (post qíórróq adá o¡5 ~ ni5esta. Viena 1967 que hemos podido consultar merced a la gentileza de la Universidad de Viena y los buenos oficios del «Deutsches Kulturinstitut» de Madrid a cuya bibliotecaria Sra Almut Lessmann damos aquí las gracias un estudio crítico sobre la escritura de Myrokephalítes se hallará en pp 93-96 de este segundo trabajo del investigador austríaco . <‘Dic Handschríftenproduktíon des Andreas Darmarios ím Jabre 1546». ademas (it 103. Taran. ibídem 18 (xcd Ónó XoqW. el texto más descuidado. véase A M Bandíní. la segunda es de un escriba no identificado Por otro lado. y también los que van con el grupo español como el Laurentíanus LVIII. es el del Matrítensís BN 4746 Ofrece este ms abundantes lecturas que testimonian el mismo origen que el texto de Y 1 12 (251). pero O Kresten. o o p 470. la presencia del capítulo a del libro 1 (perteneciente a la recensión 1 y III) al principio —no lo olvidemos— constituye también otro elemento importante de similar efecto sin que obligatoriamente se den unidos los dos Comencemos examinando el grupo español fijándonos. o c p 20 nos informa de que algunos de los mss que contienen IV «have the commentary wrítten around the text of Nícomachus. Katalog der gríechísciten Handscitríf ten der osterreiscitísciten Natíonalbíblzothek 1 Codíces itístorící Codíces pitílosopliící et pitílolologící. copista del que se conservan algunos mss en Espafla. p 184. para un espe címen de su letra (Escoríalensís X II 9. de los otros tres. 0 0.

el Matrítensís 431 y el Ambrosíanus E 77 presen tan un texto más deteriorado en este capitulo y comparten errores con EN 4746 En cuanto al texto final de los mss españoles. el resultado es el que esperamos a partir de los datos analizados y confirma la pequeña cala ya hecha Y 1 12 (251).~q cXa13a roús dpiOpoóq & ical j -r¿5v St utccúv 6 pkv C trata. fjroi ¿xvrai 6 9 r&v I7~ rtrpébi íd U ~ TpLTOV karl -ro8 43 ónspt><a¡ 8k roO ~ bu&bt íd SA bóo b rplrov roO ~ Zúvee. sino tan sólo dar una idea de la afinidad evidente de los mss entre sí La tarea de la edición de esta obra. -ipia ical St~ é 560* ical cuitA rpiq -íd 860* 81. B ff 235-246 y C ff 169-170 30 No pretendemos aquí editar parcialmente el texto (cuya publicación. además de lo ya mencionado> únicamente es preciso citar 1 a 57 6 pro -róv e ibídem 62 6 pro ~. 1 II 6 (145).Comentario anónimo a la «Aritmética» de Nícómaco de Gerasa 35 Escor. o o p 20). EN 4707. queda al margen como en el caso anterior y merece una atención especial Para dar una idea de esta situación. transcribimos a continuación un largo párrafo ~ que precede al final añadido y este mismo final comparado con el editado por Tarán k Rec IV (mss ABC) HÓX¡v &p~ioviK1~ yívarai ci Xápot. ical y(vsraí 6 ¡13 aicaX~voq ¿5v Ral añió. -y&p i13 013 txó8aiy~xa SA a&r9q r9q kv ~ d &vaXoylaq ~a¶c ¿ ~ 6 9 6 8 6 43 X&[3 6 &iró -roO ¡3 xai akrA pig té 86< ~ ical ¶áXLv Xé13s &ía¿. tul ré aór& del AM) e ibídem 45 (orn -ró) son errores propios. reviste especiales dificultades que comparten los demás comentarios «il n>est guére possíble de faire une édition définítíve d>un de ces écnts —adviene Westerink. al que signaremos C. «Deur commentaíres ». p 527— 5an5 étudíer á fond toute la tradítion du texte de Nícomaque et des nutres coninientaires> Los cruces y dependencias de las diversas recensiones son puestos aquí de relieve en una mínima escala . En resumidas cuentas. presenta un texto mejor que E (EN 4707) y que A (BN 4746) y. al que signaremos D. roo &pi0~iou tic ¶03V ¿tKpCDV AC&xt<. o(5roq y&p -r¿3 a15T0) VLPEL. encarece Tarán. pero hay también concomitancias curiosas con AM28 y otras con EN 4707 (por ejemplo 1 a 20 orn -rc2v e ibídem 57 o&rcog pro 0(5TO)) Por su parte. kv aoVsxEL~ ~nRuvOtvr03v Stórí &4ic8. Y 1 12: y&p ical úiróxXoqiov BN 4707. ibídem 43 (Aa-rl ció-ré &sL kn’ aór& té del Escor y 1 12. respectivamente. aVía iioXXaxX«aiacov aCróv íar& -roO js¿aou ¶00 &¶OYEVVG)ÉIEVOU ~ óict&iciq ‘>‘&9 “1 F4L5 >CflI ~OTLV o&rog butXdato. aun contando con los 27 iS Se auxilios bibliográficos a que hemos hecho alusión. ~c~ly&p tir¿ Xotg&v AM)27. a su vez. muy cerca del cual se encuentra EN 4707. SA xai té ¿rKpa xrn y(vovrai t~j. por otro lado. B tiene concomitancias con C frente a A que es el texto más deficiente. el texto de 1 a se muestra mejor en la tradición que representa Y 1 12 (251). este segundo matritense se aparta relativamente muy poco del texto de Y 1 12 (251) y. a ~ rp&rov ~jrot róv 9. del Ambrosíanus E 77 y del Monacensís 431 Los dos únicos son 1 « 45 (lñxoao9tas EN 4746 AM oo9(ac EN 4707 Escorzalensís) e ibídem 55 «Bat EN 4746 AM EN 4707 Escoríatensís) 29 A ff 427428.

T~5 q voq rais xoPba?s.Aarív ¿¿951v 1(01 ¶fl5 épxovixfls kv ¿ -ydp ~ -wp¿s r6v a¿boig -rd ovc9owu ¿ ukv ‘>4p n ¿ 43 izpóq xév O 70V bid isa. o t13 lipos” tOV i< TOV bid g kv kv fi~iíoXtc ‘>~p cmiv. xa0d oTspsoi~ Tóvoq ?~kystaí ¿ o~o8póratos ~O¿yyos Fl 1ivróvíov U tó fibilco roO xóvov Tovíaiov 8k fl 1ii~pa ¶15 dxrI~xncís fl¶ís tan icai kv kto-ybóc Xóyo ¿Sirsp ¶6 rovíaiov fircí 6 kiróybaos Xóyo. ¿izó -roO ~. óg yvcopov 6v piÉiótspov 6v rotq té óvókaTa . ¿ 8k (5 ~zp6g TOV T9(T9) yéjD ~ ¿ 8k 0 irp fl 6 í13 ip6~ -róv ~ róv bid rrkvrs. ¿ 8? 43 izp6c fi~iío?Áy ydp ¿kw. 6~ kv kiu¶0V ydp dciv m. 6 co-rs -té cSs jst~ov ¿ita ÁtTpov kXértovoq ssxpsvraí ~V0391~IÓ¶C90V kan roO r TOVLaLOV icoivov ical -roO k-iírpt¶ou 1(01 roO bid &pcs ~ fizcí fi~síoX1ou ical roO bid naa&v. 1(01 fl ¿rnzspofi~ toS O . kv xapamXao. kREI xai al bía9opai 7<0V pOUOtKCÚV 0u1I9ovi¿5v kv r45 titoybó 9 Xóyy y(VOVTUL 6 ydp kirirpvroq ?ia13¿v -rév kzóybOOv flTOI ~ILK~é uva iipoa0~~x~v r~q d1xp~fiocmq KO¡ oLVr~ Xa13oOoa k-rkpav lJdKP&V kiiibo<iiv hOtEL TÓV bid wtvr¿ flrcí róv tkióXlcv Kal ¶ÚXtv 0(5705 Xap¿v TO TOVLa~0V Y1tOI I3PQX¿T0~óV TIVO t~~n’~ icar’ tiz(bocív nota tflv bid ¶ao¿5v ép1sovtav frroi -róv bílúVdaíov ical ¶dXLv o&ros Xa13¿v taO-ro ¶OLSL zfiv bid ¶006W xci bid ntvrc ndXív ob-r035 Rec ~OTLV SÓpELv III (Taíán) zfl5 a~iovias kv cié. té 9 ¶psis yLvSTaí ¿ 0 xu13os dnX¿5q y&p 6 jkv ¶p¿5-roq ¶OXXauIROOLQOOSI5 ¶0151 titktsbov oiov bis 3 S. y[vs¶aí cOros y&p 6 X¿xnrns ytvs-raí cOtos -yép 6 ?~¿yos xoív¿v bitTpov ytvcraí itévtcov r¿3v y05 1(otv0v [ptrpov yiv¿-raí jidvtcov kv acuctx~ Xóyov ¿=~yvcopíi. kv kircyb& ‘>4p Xóyc= 6 5? kíróybooc rtpooxí0k1ssXóyco. kv biirXaoica y&p fl 8? ¿nepoy yép fl 8k úitspcy~fi taO i13~ irpés 1 -roO í¡3 irp¿s róv xcv fl 6 ~ konv ¿ 8 1(01 ¿ltEpoXfl taO 6 koxiv 6 5. kv íctpa81. ‘>49 6 8k (5 xp6q ¶6v ~ rév ¶Xacic yép 6 8? 0 ixpó.i¿5-rc. ¶&V yap t6 psvov ún¿ ¿X&r-rovós h TLVO5 j. kv bínXactc ¶¿v t ¶0V bid macCw. 6 kcrív >5 ~tovds. kv thtLTpin.i~tp~it«i.itv si¶flq -rpiq -rpsiq yivvrrn 6 6 ís-rpéycnvoq.36 Antonio Bravo García 0~drtcúv 6 ~j icój3oq ¿5v y(varaí st Xd13p. -tóv O np6~ róv v~. . ~ISTp&Llidvías W65 gOUCLKOú5 ?~óyoug. té búo’~ xai 8 ical tatpéicig té ~ Aun 8k 1(01 6 0 xú13oc si ~.izpóq ¶0v q fl 6 í13 irpos mv O xév 0&ptOv Xóycv hoLa. kv knoybó~ yép rcvíaiov ¶0151. 6 8k i13 ¶p¿q xcv ~ ¶6v bid ¶006W. -ni.rp¿q xcv ij 6 karív fl sovds. ¶6v fl rey rovíaiov ixoísi.-c.)’ bid TEOCUOWV X¿yov iioisi. 6 yCXJJ 9 LISL~0JV ¿5v jistpattai unó kXérrovo5 -roO t ical ¿ 1 ~isí¿gmv ¿5v ¿n6 rijs vovdbos. ¿1 8k tic 8&xrtpoo no?&rnXacídaaig &iae. ruiq yapbais -róvo. bid ¶006W ¶aicooLv. róvo<. 6 U bc¿¶cpos noíci O¶EpE0V oiov bis té 860 bi~ ical ci ¿poysvcig aóroi. &¶a¿. ical &ir>5xnaL. ¶6v bi~ bid iiac6W moioOoív. 6 8? t¶óyboo5 npocxíek¡scva.x¿5v kv ¶fl uouoíKfl Xóycov.

se contó entre los que trabajaron para este famoso coleccionista Nicolás Sofiano. de la mano. p 246. p 268. debido a su letra. un análisis de la letra y de algunas peculiaridades.oO add 13 k orn A tríxp[xcv A Or&. códice que perteneció a Diego Hurtado de Mendoza (véase G de Andrés. post &ir¿. presenta 13 Harífinger. Catálogo II. De Meyíer e WíesnerVíctor. nos lleva a la conclusión de que el Escortalensís Y 1 1 (240) es obra también de Pedro Carnabacas El autor de este nis. Catálogo II. pues. 1am 18 De Andrés. de Pedro Carnabacas (véase De Andrés. p 81 atribuye a este escriba el Escorialensís Y 1 1 (240) que contiene en ff 141-188 el comentario a Nícómaco de Jámblico. ~iip¿vC (3 13 oTOpEo( A « ~i~tóvrov C fi xívo~—tXarrovo. tCOV otOLXELcÚbEOTd-rG)v KcZí htp4TcoV OI44OVLCnV óitdpx&i tooczOrct roLvuv dpKEttG) izpóg stoayoyíicf~v SíbaoicaX(av a Atbsiiaaí 8¿Bcixtaí tolvuv] ¿Sn bic4op& tic y OTotXELO3bEOTéT&3V Xcii izpCSTC=V Ot4i~(OVLCÚV ÓltdpXsi roaa&ra -rolVoy &picdrco -np6. Paris 1977. Vogel-Gardthausen. pero en la recensión de Filópono. EtoayG3ytKfiV brbaaicaX[av d Xap~s A « ‘ Ii ~ A BC ~ ~-8úirXáocoq xoO om AB ‘ ~ (‘) A ~ paotg E orn AB mAo-uvA 8uaXoyIa~ A VEÁCOV pro TJS.Comentario anónimo a la «Aritmética» de Nicómaco de Gerasa 37 anh¶pitoC Luóyboog aiTLxpítog fi otvuv ¿5. Valenano Albím de Forh y Andrómeo Nucio entre otros Por la filigrana primero (muy parecida a Lettres 66 de 11) y J Harífinger. «Copístí grecí del Medioevo e del Rínascímento Aggíunte aí repertorí di Vogel-Gardthausen. en general. EHBS XLII 1975-76. pero. en nuestra opinión. o c p 351 y las adiciones sistematizadas por C Casettí Brach. Madrid 1964. «Zu griechisclien Kopísten und Schriftstilen des 15 cad 16 Jabrliunderts» en La Paiéographíe grecque et byzantíne (Colloques ínternatíonaux du CNRS n 559). p 352. p 95) Sobre Marulo Gaitano puede verse. Patrmelis. 31 y E es dado como del s xvi por MilZerV quien 3i Vease 1 170 y De Andrés. . dai fontí dellEscorial». «La Biblioteca de don Diego Hurtado de Mendoza» en Documantos para la historía del Monasterio de San Lorenzo el Real de El Esooruil VII. C fue copiado en Venecia por Nicolás Marulo Gaitano en 1542. n0 414). Canart. pp 94-95 El ms contiene también (Ef 1-80) e! comentario a Nícomaco. Catálogo II. . esta atribución debe ser considerada errónea Efectivamente. una lámina del Escoria lensís Y 1 2 (241) f 23. bia4opú ti. como la decoración de las iniciales por ejemplo (compárese la evidencia presentada por el citado Y 1 12 ff 180v). al parecer.vH ~~AB 4ógA ró&toxívomAB i otoíxcío5aoxdTwv según la subscripción El ms.

Dic Textgeschíchte der pseudo-arístotelísciten Scitríft i~«pI dTó[iúiV ypcqqí~v. las conclusiones que se pueden extraer de estas notas son pocas. es La guerra gótica de Procopio ~ Véase Miller. Amsterdam i971. f 12 35 La filigrana. nec lucem viderunt». trabajó tainbien para Hurtado de Mendoza). o e. cuya labor.p 75 33 Ms BN 4656. junto con otras tres manos no identificadas baste. podemos pensar en el s XVI y lo mismo cabria decir de la letra Finalmente. p 64. BPEC XI 1963. «II codex Scorialensís y I 8».V imap& ArníocetVsí oxi-~ídrmv del retore Tiberio». tiene ciertas pecuhandades que vale la pena destacar Efectivamente. vease Vogel-Gardthausen. Díctionnaire itístorí que des marques da papíer des leur apparítíon vers 1282 jusqu’en 16002. o c PP 67-68 37 Para el papel véase Bnquet u 6098 y 5929 con fechas entre 1543-68 en vanas ciudades italianas y Praga ~ Véase nota 26 de este trabajo . Por el papel ~. p 354. p 25 y otro puede verse en el Escorialensís =21 11 (5i2) f 324v con leves diferencias Harífinger. «La storía del testo del imp1 -rO. no obstante. xv137 y de 1) ya hemos hablado38 Temendo en cuenta que se trata de una obra inédita y que hemos manejado una pequeña parte de los mss conservados. saeculo XIV feré medio descríptus» y añade ~ «haec veré Asclep:í Trallíaní Scholía teste Jo Fabríc Bibí. el erudito español afirma que se trata de una « charta luculentíssíma lítterís vero satís nítídís. y como ya anticipábamos> el final de D resulta sorprendente porque no puede ponerse Wasserzeíchen aus griechísciten Handschríften 1. Berlín 1974) y luego por la decora ción de iniciales y la letra podría ser puesto en relación el Y I 1 con el 0 1 5 (183) escrito también por Carnabacas (a 1543) y Nícolas Murmuns de Nauplía (vease VogelGardthausen o c p 353 y una lamina en D Harífinger. no parece coincidir con las listadas por C M Bnquet. tom. BPEC XI. o c PP 249250 y D Harífinger. se halla bien representada en el Real Monasterio. 4 vols reimpresión N York 1966 y D y 3 Harífinger o e Contiene también este Matrítensís la historia (loropía oixoovavíicñ) de Teofilacto. A es otro chartaceus ~ del s. hay que unir la evidencia de que el texto contenido en D. con mencionar estos testimonios en apoyo de nuestras conclusiones que una ojeada a ellos confirmara. «Zu griechischen kopísten ». p 413 Una representacion de su monocondílio esta recogida en G Baffiom. que no parece haber sido tenido en cuenta hasta ahora. n 190 se límíta a decir que se trata de una «grafia certo recente») 32 0 c. en otro lugar pensamos tratar de algunas peculíandades de los copistas que trabajaron para el ilustre procer español Sobre Carnabacas. aunque atribuida aquí a Procopio (bien notado por Miller). 1am VII (Ballauca. 1am 22. aun siendo el de IV. Les filígranes. IV pag 5 adhuc supersunt manu exarata in varíís Eibliothecis. Textgcscitíchte p 413. finalmente. n 4 ¡cIentífica su letra en el Oxon Auct F 1 6 del que una lámina sin identificación ha sido publicada por G Ballaira.38 Antonio Bravo García remite al catálogo manuscrito de Iriarte conservado en la EN ~ En este catálogo. por otra parte. Pp 33-90. letras bajo trébol de tres hojas. Gr. la vieja edición de C de Boor (Leipzig 1887) ha sido reeditada con añadidos y correcciones por P Wírth (Stuttgart 1972) La primera obra del códice. f 10v 34 0 e. no obstante> a la observación sobre el curioso carácter del añadido en la recensión IV. por tanto. 1963. cierto es. o c p 384. Casetti Brach.

R Browning.. lín. nos recuerda otras recensiones Comparado con el texto que C presenta. a la vez. s’est rendu célebre par ses supercheries» De todas formas. finalmente. p 470 Remite Revilla a SIFC IV. «The so-called Tzetzes scbolía on Philostratos and Andreas Dariuiarios». 21 de C (f 97v. roO irpc&rou r¿Sv 13i13X(~v Ufl1 VLKo 1i69<oU dpíOunxucñc que este Escoríalensis exhibe Tampoco específica nada Tarán. avec faux títre. un 21 f 139v que pertenece al libro 1 ~. ante un final tan extraño. bien famoso él. presentando también más diagramas que éstos Su peculiaridad consiste. y&ppoo-riO4isvos 8 Xó-yo. por supuesto. 7 de D) 41 y desde ahí continúa hasta el final U 98) como sigue &ncpoxfi zoO ~ ¶pó. pero . lín. viene después en D un fragmento del final del libro 20 y. bid irac¿5v noíoOow Av ‘rcxpiiiXaoi9 y&p 6 8? ~ pi5. como menciona A Dain. el proceder de este segundo copista. róv fl 8 konv >5 uov&. Zurettí ~ y se limita a enfrentarlo. sigue inédito Véase nota 19 42 Dado que el escriba fue un colaborador de flatinano. el ofrecido por este nís es muy parecido hasta el f 133v. ‘róv Si. comprende> junto con el texto de la Aritmética. en resumidas cuentas. ¿v kv & 6 8 >5 kizo’yb¿~ y&p X6yy ytvataí 6 8? kií¿yboo. lín 7 (pag 58 Hoche) del libro 1 y. Les Manuscrits2. ra(. lo recordamos. un comentario de tipo IV que.Comentario anónimo a la «Aritmética» de Nwómaco de Gerasa 39 junto a ninguno de los otros tres mss En su descripción ~ Revilla puntúa que este final corresponde al del libro II. á un amateur quí luí avaít demande un Polybe». 0(5-ro. «was destroyed by fire in 1904» 39 40 41 Debemos citar de esta forma. SIFC IV (1896) Tarán. pues. x6W o-ro¡>c[cov bsic&rcov ical ¶90)703V ou~9COvLOv óirópxst roaaOxa rotvuv dp1(El¶cÚ ¶96. LI. con el título ‘APX>5 -rfl. p 27. solamente un comentario a esta porción que termina de forma extraña con un híbrido final del comentario perteneciente al libro II que. kMy~aacús. puesto que IV. en que únicamente contiene el texto en la Aritmética hasta el cap 21. Pans 1964. xo~ tus EM ditíixtoE~. «fourmssant un Polyen. va junto al ofrecido por A E C. que sepamos. sin otro comentario. «Darmarios —continua— parmí quelques autres. CQ V 1955. -r¿v i~ zóv -rovía?ov iíoí&t 8«~. con abundantes variantes. con cota moderna 13 VI 29. o c PP 19-20 menciona estos dos mss añadiendo que el último de ellos. KOLvOV bía~opd u. voces se han oído en defensa de tales acusaciones (así. pp 205-206 (= «indice dei MSS Grecí Tonnesi non contenutí nel catalogo del Pasím. de forma que sólo una inspección detenida del ms en cuestión nos aclara la situación El ms 13. EtoaycÚyric>5v bíbaoKaXLaV La comparación con A E C muestra que del ms D faltan el comentario al libro 2« y lo contenido en C f 133v. una frase tomada del final del mismo libro pero de III en vez de 1V~ - Catálogo 1. p 200). nos viene a la memoria. según el texto ofrecido por Laurentianus LVIII 29 y Taurínensis 8 de acuerdo con los datos recogidos por C O. 2.

BICS VII 1960 (= D Harífinger [cdl. señaló que la identificación de Wendel del Matrítensís como el codíce del que Planudes se sirvió y restauro «must remain doubtfoul. «Historia de un fondo griego de la Biblioteca Nacional de Madrid Colecciones cardenal Mendoza y García de Loaísa». un manuscrípt autographe de Maxime Planude». il en est un quí consiste a relever la valeur des mediocres copies que produit son atelier en attestant dans une note latine qu>elles sont príses Sur de víeux ou de précicuz ongmaux» ADDENDA Refiriendonos al Matrítensís BN 4678 (N 48). p 82 lo atribuyen a Jorge Bevenís. primero. «L’Á. el caso de este Escoríalensís es también poco claro Para el Onesandro con falso título (Polieno) del Escoríalensís ‘y IV 5 (479) puede verse Dain. Gríechísche Kodíkologíe und Textuberlíeferung. «parmí les procedés de faunsaire qu’eniploíe ce Gree xndustneux —añade el investigador trances ea esta obra. o e. 1am 23 [hay reimpresion] y Vogel . pese a que Vogel . Scríptorrurn XXXIII 1979. estando en prensa este artículo.40 Antonio Bravo García sea la verdad cual sea. un ulterior estudio de este Matrítensís BN 4707 (0 28) nos hace pensar que su copista fue muy probablemente Juan Múrinuris (vease H Omont. p 101 entre otros. Paris 1930. o c. o e (sacada aquí del Monacensís 49. y luego a García de Loaísa (véase O de Andrés. repertorio del que precisamente ya ha sido publicada su segunda parte (Berlin 1980) El manuscríto perteneció al cardenal de Burgos. RÁBM LXXVII 1974. se opone a las conclusiones de Wendel y Turyn y.Gardthausea. pero los argumentos contenidos en el trabaje de Aflard son de mucho mayor peso En lo que toca a la n 35.nbrosíanus Et 157 sup. II 113-130 que este mismo copista llevó a cabo en 1550).Gardthausen. p 263). Pp 219 y ss que considera con cierto detalle el Matrítensís. «Recentiores non deteriores». hemos podido leer el trabajo de A Allard. Darmstadt 1980. p 180) y que la filigrana de los It que nos interesan es muy parecida a «lettres» 75 de D y 3 Harífinger. Archivos leoneses XXXII 1978. efectivamente. as thís manuscript is dated by Iriarte in the 13 th century>». Les manuscríts dOnésandros. PP 107-108—. niega que sea aquél el ms que manejó Planudes Ya R Browníng. Fee-sínzilés de manuscríts grecs de XV« «it XVIe sí~cles. afirmábamos en la n 2 (p 29) que «un estudio detenido sería interesante». p 32) y sobre el destino de esta coleccion de mss véase ahora 3 M Fernández Pomar> «La biblioteca del arzobispo don García de Loaisa Girón Revisión de las listas de sus manuscritos». pp 215-271 . ff 404-414 copiados por Carnabacas en 1548 y del Monacensís 75. por otra parte. por lo tanto. Paris 1887.