Está en la página 1de 45

UNIVERSIDAD CENTROAMERICANA   “JOSÉ SIMEÓN CAÑAS”

DIFERENCIA EN EL VALOR DEL AUTOCONCEPTO ANTE LA VIVENCIA DE LA MENOPAUSIA

TRABAJO DE GRADUACIÓN PREPARADO PARA

FACULTAD DE CIENCIAS SOCIALES Y HUMANIDADES

PARA OPTAR AL GRADO DE:

LICENCIATURA EN PSICOLOGÍA
POR:

MARIXA JEANETH LÓPEZ LINARES CRISTINA GUADALUPE PASASIN CONRADO HAROLD ALEXIS VÁSQUEZ CABRERA.

SEPTIEMBRE, 2012 SAN SALVADOR, EL SALVADOR

UNIVERSIDAD CENTROAMERICANA “JOSÉ SIMEÓN CAÑAS”

RECTOR ING. ANDREU OLIVA S. J.

SECRETARIO GENERAL ING. CELINA PÉREZ RIVERA

DECANA DE LA FACULTAD DE CIENCIAS SOCIALES Y HUMANIDADES: MTRA. SILVIA AZUCENA DE FERNÁNDEZ

DIRECTOR DEL TRABAJO LIC. OSCAR VÁZQUEZ MARTÍNEZ

Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia.
Resumen: El propósito del estudio fue identificar si existe diferencia entre el valor del autoconcepto multidimensional de las mujeres menopáusicas y las que aún no se encuentran en esta condición. Así mismo, se pretendió identificar qué dimensiones del autoconcepto se encuentran más fortalecidas y/o debilitadas en la etapa de menopausia, con el fin de proporcionar insumos que mitiguen la ambigüedad de ideas erróneas, existentes sobre este evento. Con la participación de 370 mujeres entre 45 y 55 años, pacientes del área de ginecología del Instituto Salvadoreño del Seguro Social de Zacamil, donde 175 de ellas conformaron el grupo control y 195 el grupo de menopáusicas. Mediante una investigación cuantitativa descriptiva transversal, se midió el autoconcepto de dichas mujeres, por medio de una escala multidimensional del autoconcepto, que fue adaptada a la población objetivo. Los resultados muestran que no existen diferencias estadísticas en el valor del autoconcepto y sus dimensiones entre ambos grupos. No obstante, se encontró que los puntajes globales similares, no son derivados de parecidas percepciones y autovaloraciones ante las mismas situaciones. Palabras claves: Autoconcepto multidimensional, menopausia, ISSS de Mejicanos.

El autoconcepto condiciona al ser humano en el inicio, dirección, intensidad y perseverancia de la conducta en todas las etapas de su vida; es por ello, que este estudio pretende identificar y describir si existe diferencia entre el valor del autoconcepto, ante una etapa natural de toda mujer, como lo es la menopausia. A continuación se hace referencia al constructo del autoconcepto, así como los elementos que lo conforman; la menopausia y la visión social de la misma. Y luego se puntualizará cómo esos elementos se configuran para generar la valoración del autoconcepto de mujeres que atraviesan esta etapa, ya que es crucial por estar a la base del buen funcionamiento personal, para sentirse bien consigo misma y con el medio social. El autoconcepto ha sido retomado en nuestro país por muchas áreas de la psicología (social, educativa y clínica), destacando la importancia de este como un indicador de bienestar psicológico y como un mediador en la conducta. Dicho constructo fue acuñado en el siglo XX, sin embargo, fue con William James (1890), que se le comenzó a dar importancia a éste, como un determinante de la conducta. Muchos de los temas que James trató, conforman un anticipo de cuestiones más contemporáneas en el estudio del autoconcepto (Moreno, 2003; Jiménez, 2004).

Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 2

Antes de la década de los setenta del siglo XX, los autores que estudiaban el autoconcepto manejaban la idea de unidimensionalidad; donde la información que la persona hace referencia de sí misma se organiza en una imagen única, definitiva y compacta, destacando aspectos globales (Bracken 1992, Shavelson, 1976, citados en Goñi, 2008). Fue, con el modelo de Chad Gordon (1968, citado en González y Tourón, 1994), cuando comienzan los debates sobre la unidimensionalidad del autoconcepto, ya que se puso en evidencia el carácter multidimensional del constructo, por ser cambiante y variable a través de las diferentes situaciones y del tiempo. A partir de entonces, es considerado el autoconcepto, no como una cosa estática, sino como un proceso complejo de actividades interpretativas y continúas, cuyo resultado consiste en una estructura creciente que la persona hace de concepciones sobre sí misma (Moreno, 2003). Otro aspecto importante en la historia de este constructo, es que los investigadores no habían puesto demasiado empeño en utilizar una terminología común, así como tampoco en definir los términos que se estaban utilizando. Posteriormente, en la década de los ochenta, las investigaciones realizadas sobre el autoconcepto obtuvieron resultados que mostraron un gran número de incongruencias, las cuales provenían de las concepciones de modelos unidimensionales, impidiendo un análisis preciso, asociado a la falta de una definición conceptual sobre el autoconcepto (Balaguer y Pastor, 2001). Fue con La Rosa y Díaz (1991), que realizaron una serie de estudios exploratorios y psicométricos, que tuvieron como resultado la construcción de un inventario, donde se identificó las dimensiones que componen el autoconcepto, siendo cuatro las dimensiones básicas: social, emocional, ocupacional y ética. Para estos autores, la conceptuación del sí mismo no sólo tiene una función explicativa de procesos psicológicos, sino que es necesaria para el entendimiento del propio comportamiento. Esta postura que considera el autoconcepto como una realidad multidimensional, ha sido apoyada fuertemente en las últimas investigaciones por diferentes autores (La Rosa y Díaz, 1991; véase también Moreno, 2003), quienes sostienen que las personas distinguen entre los diversos dominios de sus vidas y se forman autoevaluaciones específicas para cada uno de estos ámbitos; así mismo señalan que además de un autoconcepto general, existen dominios específicos como el social, emocional, familiar, académico-laboral y el físico. Siendo en este último dominio, donde los hallazgos de La Rosa y Díaz (1991), difieren de los demás propuestas, ya que a través de sus investigaciones revelaron que la dimensión física es ambivalente; una persona podía evaluarse simultáneamente como feo, limpia y fuerte o fea, sucio y débil. En la misma línea, para Balaguer y Pastor (2001), Marsh y Hattie, (1996 citados en Moreno, 2003) es bajo este enfoque de la multidimensionalidad, que el autoconcepto pasa a ser medido y evaluado a través de los dominios mencionados anteriormente, los cuales corresponden a los diferentes ámbitos de la vida. Así pues, con lo detallado, se puede concluir que el autoconcepto no solamente ha evolucionado, sino que ha sido objeto de reformulaciones periódicas como fruto de diferentes acontecimientos. Muchos teóricos (Epstein, 1981; Greenwald, 1980; Markus, 1980, citados en

Es en base a esta idea que Rodríguez Tomé (1972. etc. estable en sus aspectos más nucleares y profundos.) Es estable y maleable a la vez: siendo. 2003) sostienen la idea de que al ser el autoconcepto una construcción cognitiva. 2003). citados por Pappalettera y Kepic. 2008.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 3 Moreno. cada persona constituye un producto histórico surgido en buena medida de cómo lo han definido los grupos de los que forma parte. sufriendo a lo largo del desarrollo. es más bien una realidad dialéctica. la evolución de su contenido podría explicarse a partir de los cambios cognitivos que se producen con la edad. Mead (1972. citado en González y Tourón. Es diferenciable: de otros constructos con los cuales está relacionado íntimamente (por ejemplo: habilidades académicas. afirma que no existe concepto de sí mismo sin . y a la vez. la aceptación. a través de las distintas experiencias de interacción con el mundo. etcétera). ƒ ƒ ƒ ƒ La formación del autoconcepto. amigos. hasta el autoconcepto general. citado en Martín-Baró 1988). habilidades sociales. donde su variabilidad depende de la ubicación en la jerarquía. Hubner y Stanton (1976. los que vienen a constituir una variable psicológica fundamental para entender el bienestar emocional y la integración social de la persona. 2005) y siguiendo el modelo multidimensional. Moreno. habilidades sociales y la afectiva. de acuerdo a Shavelson. Para George H. se presentan las siguientes características: ƒ ƒ ƒ Es organizado: por ser un sistema de categorías con el fin de reducir la complejidad y multiplicidad de las experiencias sobre las que basa sus propias percepciones. autocontrol. Conforme aumenta la edad. compañeros de trabajo. se vuelve necesario caracterizar el autoconcepto. Es valorativo: al compararse con patrones que aspira alcanzar o con patrones relativos. se da en los primeros años de vida. cambios cuantitativos y cualitativos. Es multifacético: por incluir áreas tales como la escuela o el trabajo. variable en sus aspectos más dependientes del contexto. la valoración suele ser positiva siempre y cuando encaje en los papeles tradicionalmente designados a su sexo (Bruel. Es jerárquico: desde las experiencias individuales en situaciones particulares. Ante esto. principalmente aquellas personas que juegan un papel significativo en su existencia a los que llama “otros significativos”. donde. compañeros de colegio. que está sometida a una continúa redefinición en las relaciones sociales y que se actualiza continuamente en la interacción con las demás personas. de manera que las posiciones inferiores son más variables. pareja. Es experimental: se va construyendo y diferenciando a lo largo del ciclo vital. 1994). no es un elemento estático. otorgándole a su vez. un significado. tales como valoraciones percibidas de los otros. el círculo social del individuo se amplía y éste interacciona con personas pertenecientes a diferentes contextos relacionales (familia.

la que se acentúa desde las sociedades primitivas. a través. 2005). 2007). sugieren que la religión interviene en la formación de los valores fundamentales y actitudes de las personas. es importante considerar. volviendo incuestionable su evitación o cambio (Martín-Baró. incluye todos los conocimientos y sentimientos sobre sí mismo. el concepto que la persona se forma de sí. la cultura. 2001). Pues en cuanto a la incidencia de estos elementos culturales. donde dichas creencias repercuten negativamente en su desarrollo personal y social. en comparación a mujeres de otras religiones. Pues el hogar representa el dominio de la mujer. Lalinec-Michaud y Engelsmann (1989. como el papel que juega las religiones cristianas dentro de la cultura latinoamericana. es el conjunto de procesos culturales y psicológicos que marcan con determinadas atribuciones y prescripciones a las personas. Donde las mujeres han estado en una posición de desventaja y esto debido a la atribución de características específicas para uno y otro sexo que son justificadas por argumentos biológicos. En tal sentido. la construcción de la feminidad para Gaborit. pueden ser el grado de éxito o de fracaso en el trabajo. Siendo la familia uno de los factores importantes en la formación del autoconcepto. Ante esto. un elemento cultural. pero es en el mismo donde se convierte en prisionera de los roles y funciones de este. la existencia de creencias sobre la familia. el prejuicio y el desconocimiento (Ortega. algunos factores relevantes al momento de valorar el autoconcepto en la etapa de menopausia. Por su parte Desmond (2001). Santori y Paz (2003). de sus papeles (asignados o elegidos) desempeñados dentro de la sociedad. 2009). siendo el resultado de las comparaciones que la persona establece entre si y con los demás en diferentes situaciones de la vida. la valoración de la sociedad sobre las ideas de la fertilidad.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 4 una constante referencia de los demás y que esta interdependencia se crea mediante la comunicación. el estatus socioeconómico. en gran medida las mujeres están condicionadas a la vergüenza. donde socialmente es el ámbito que se le asigna para su realización. A su vez. en los individuos que la integran. 2001). hasta la contemporánea. Centeno y Castillo. el envejecimiento y la función reproductiva son imprescindibles en la formación del autoconcepto (Castillo. los roles desempeñados en . señaló. ya que ésta potencia la actualización del mismo. la cual se establece obligatoriamente con el medio donde la persona vive. De igual forma para Rosemberg (1981. También. En este sentido. citado en Martín-Baró. de una realidad configurada históricamente y no un simple producto del desarrollo genético individual. señala una desvalorización cultural de la mujer a partir de la capacidad reproductora. ya que para éstas el modelo femenino ideal enfatiza tradicionalmente en el rol de la mujer como esposa y madre. Rodríguez. En cuanto a ello Martín-Baró (1990). la adaptación al matrimonio o situación eventual de un divorcio. así como las reflexiones sobre sí misma. citado en Martínez. a la maternidad o su ausencia. las mujeres con afiliación religiosa al catolicismo romano monolítico expresan mayor pesar por la pérdida de la capacidad para tener hijos. destacando la ambivalencia del significado que ésta tiene en específico para las mujeres. es un producto social.

la menstruación es considerada una enfermedad que aqueja a las mujeres mensualmente en virtud de ser mujer. llevando a percibir su cuerpo como deficiente y sucio” (p. representa una especie de “doble vida”. 232). porque determina su belleza. Asimismo. en donde se les asocia a sentimientos negativos. 2009). para entender el valor que cada mujer le atribuye al cese de su menstruación. En algunos casos. Por su parte.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 5 la sociedad. lo que define su principal función en la sociedad y además. citado en Martín Baró. de cumplimiento de metas. González y Tourón. las actividades vinculadas al cuidado del grupo familiar y en particular de los hijos. 2001). de las relaciones sociales. que es su principal recurso en la vida social. impactando en la estructura del autoconcepto Rosemberg (1981. 1996). es otro factor determinante del desarrollo del autoconcepto. es necesario considerar con mayor detalle la significación de la aparición que la misma haya tenido previamente y el sentido que el imaginario social atribuyó al sangrado periódico femenino (Díaz. La sociedad. Generando así. Flores. las brechas de participación laboral (PNUD y UNIFEM. tanto valor que éstas se vuelven un resguardo de la autoestima de las niñas y parte esencial de su autoconcepto. p. la hace débil. a partir de una imagen como símbolo sexual. et al 2003. exigencias diferentes y derechos contradictorios. pero se les estimula constantemente a ser coquetas” (Gaborit. de auto-actualización. 225). es decir. otorga a las gracias físicas de las mujeres. señalan la forma en que las niñas viven el evento de su primera menstruación. Y esto se evidencia desde los primeros años. Para algunas mujeres. ya que las comparaciones sociales y auto-atribuciones son hechas en referencia a la actividad realizada por el individuo. Gaborit et al (2003). explicando a su vez. También. 2005. manifestando que la menarquia es un acontecimiento marcado por la tristeza y la vergüenza. El trabajo y ocupación influyen en la persona. el rasgo más valorado en las mujeres. la actividad. el autoconcepto de las mujeres se forma. así como la desigual distribución de las tareas dentro de los hogares. necesitada de la protección de la seguridad que le ofrece el hombre. lenguajes distintos. pública y privada. es el de su corporalidad. 2008). pues son símbolo de estatus. . la participación en actividades de ambas esferas. limitan las posibilidades de acceder a un trabajo remunerado. ya que “a las niñas se les reprime el reconocimiento de su sexualidad. “no hay secreción humana que se valore culturalmente con más asco y misterio que la sangre menstrual. 1994. Esta desigualdad refleja a su vez el evidente aporte de la mujer a la sociedad. de estima social y fuente de relaciones interpersonales que cubre gran parte del tiempo. desde el punto de vista cultural. 1992. le permite engendrar hijos. manejando dobles valores. en este sentido. de reforzamiento. véase también López y Naves. la doble jornada. etcétera (Schneider. Campo y Yuli. una vivencia de conflicto entre el rol de madre contra el rol de trabajadora (Lagarde. a través del trabajo doméstico no remunerado. 2006) Además.

qué hacer. situación que a veces causan molestias. como una histerectomía. como las de carácter físico. prohibiciones afectivas. el olvido y los cambios de humor son las problemáticas psicológicas típicas. ganas de llorar. piel seca. cambios en sus patrones de sueño. se menciona pérdida de la memoria. 1992). . depresión disminución del libido e incomodidades o ansiedad asociada con la actividad sexual. dolor de los músculos y de las articulaciones. generando vergüenza hacia el propio cuerpo. palpitaciones (sentir latidos acelerados o irregulares). con un rango entre los 45 y 54 años de edad (Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social. sudores nocturnos. sequedad y adelgazamiento del tejido vaginal. Los cambios hormonales derivados de este proceso pueden causar síntomas físicos y psicológicos. pues la duración y severidad de los mismos son muy variables (Díaz. Para algunas mujeres. Son hechos que genera efectos psicológicos. tejido alrededor de la menstruación donde se le indica a la niña sobre qué comer. de las ansiedades. sofocos. Flores et al 2008). Insomnio y un menor deseo por las relaciones sexuales (Hernández y Marcelino. o por la consecuencia de terapias químicas o radiación. formado concepciones en las mujeres de que su cuerpo es necesitado de atenciones especiales (Gaborit.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 6 En nuestra sociedad. depresión. 2007). existe un régimen de disciplina muy complejo. 2010). mientras para otras es una combinación de todo lo anterior (Schneider. reglas que impactan el autoconcepto (Gaborit. que no existe una universalidad. que ocurre en promedio cerca de los 50 años. se encuentran períodos menstruales irregulares. 2010. MSPAS. cansancio. Además. et al). esto ocurre de forma regular o irregular. Y es en relación a los síntomas. Entre los síntomas. Es un evento puntual en la vida de las mujeres. OMS. Menopausia La menopausia se refiere al cese permanente de la menstruación. Este régimen. Puede ocurrir de forma natural o por el contrario. estos se presentan entre algunos meses o varios años. dolor durante el acto sexual. et al). en donde los ovarios comienzan a producir cada vez menos hormonas y estas cantidades reducidas hacen que los períodos menstruales se vuelvan irregulares. la menopausia es para algunas mujeres un reto por las dificultades en sintomatologías físicas y/o emocionales. la dificultad para concentrarse. haber llegado a la menopausia como resultado de un proceso quirúrgico. que impactan el autoconcepto (Martínez. e irritabilidad. mareos. tiene consecuencias emocionales y físicas. volviéndose un momento de plenitud personal. 2008). cómo vestirse y qué decir. tales como estados prolongados de ansiedad. dolores de cabeza. incluyendo también. hasta que cesen completamente. derivada de algún tratamiento (Organización Mundial de la Salud. También. De tal manera. 2005). Y en algunos casos. sobre todo a las funciones relacionadas con la sexualidad y la reproducción. la fácil exaltación. mayor probabilidad de infecciones del aparato genitourinario.

inclusive por las mujeres jóvenes. FESAL. Por ejemplo. que existen sobre este evento. 2003). (2003) y Rodríguez. y entre ellas. provocada por una falla en los ovarios. en una investigación realizada en África por Marjoribanks y Mboya. entre los cuales se mencionan los siguientes: la vida sexual de las mujeres aparece con la menarquia y desaparece con la menopausia. citado en Jiménez. la menopausia es una enfermedad que se cura con tratamiento médico. Autores como Ortega et al (2005). es necesario para entender la problemática en cuestión. 2010. porque su ausencia es sinónimo de vejez. la menopausia es el fin de la plenitud femenina. como la juventud. cerca del 10% son menopáusicas. llegan a su culminación ante el cese de estos. En culturas donde la mujer adquiere poder social. influyendo de diferentes maneras en su autoconcepto (Papalia y Wendkos. alrededor del climaterio y la menopausia existen mitos. debido a que aquellas características socialmente valoradas. además. 2004) en donde se encontró que el autoconcepto variaba con la edad y el género. belleza y la capacidad de procrear. por ser un evento natural en la vida de todas las mujeres y este ocurre en un promedio de edad de 50 años. (2001. ya que las mujeres mostraron un autoconcepto menos positivo que los hombres. es probable que se asocien menos problemas a este acontecimiento natural. que refleja un incremento en la esperanza de vida de la población en general (DIGESTYC. la menopausia es una etapa negativa para las mujeres y generadora de múltiples dolencias. (2008) destacan la forma en cómo este punto de vista negativo acerca de la mujer menopáusica es la causa de diferentes problemáticas entre el entorno y la mujer relacionados a la sintomatología y valorización de la función social de la mujer en esta etapa. Volviéndose este panorama desalentador. se mantenía esta idea. Mientras aumenta el número de mujeres que alcanzan la menopausia y que deben enfrentarse al impacto psicosocial.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 7 Los cambios fisiológicos son normales y deben considerarse como parte del desarrollo. este punto de vista de la sociedad respecto a la mujer y el envejecimiento. religioso o político ante el cese de la menopausia. era una enfermedad. porque durante la juventud. mientras más adultas. 2003). estereotipos y prejuicios construidos socialmente. al referirse a otras de mayor edad. Todavía en el siglo XIX. así como los cambios en los últimos años. de percibir a la menopausia como una problemática social. Papalia y Wendkos. De tal manera que los periodos menstruales en esta edad se vuelven contradictorios para algunas mujeres. 2003). son rechazados al ser considerados y descritos en el lenguaje como una enfermedad. incrementa también la necesidad de realizar estudios al respecto que proporcionen información que mitiguen la ambigüedad de ideas erróneas. 2009). La palabra menopáusica en nuestro contexto es usada con frecuencia como insulto o expresión peyorativa. en el desempeño de su función natural (Papalia y Wendkos. en que dicha etapa. entre otros (Charlton. . de que en nuestro país es mayor la población femenina y que actualmente dentro de este grupo. Destaca la importancia del estudio sobre la menopausia. Sin embargo. más negativo. Y que más tarde son anhelados.

Hurlock. Barríos. Generando en el autoconcepto de las mujeres en menopausia sea influenciado por los diversos factores. ya que engloban dimensiones no solo psicológicas. características físicas. dando una realidad dinámica que experimenta variaciones como consecuencia de factores del desarrollo y ambientales (La Rosa y Díaz. que desde el campo de la salud. y García. Agreda. sociales y emocionales. aunque. pero son esencialmente orientadas al área de la psicología educativa (Martínez. que en el contexto salvadoreño se encontró que existen investigaciones sobre el autoconcepto. refiriéndose principalmente a la sintomatología física y los posible tratamiento para éstos síntomas. Retomando los apartados anteriores. económico y social a las mujeres tradicionalmente. Determinada por los papeles que desempeñan en sus relaciones y lo que considera que piensan sobre ellas las personas significativas. 1991. citado en Moreno. 2003. dejando de lado los síntomas psicológicos y sobre todo las interacciones sociales que intervienen en la vivencia y valoración que cada mujer le asigne a dicha etapa. sus aspiraciones y realizaciones. 2011. a continuación se detallan las definiciones constitutivas y operacionales de las variables en estudio: Autoconcepto Para la mayoría de los autores. el autoconcepto es de carácter estable en gran medida. En resumen. son a nivel internacional. físicos y académicos laborales y no solo por los aspectos biológicos. al evidenciarse. cambia y se modifica como resultado de la experiencia y en función de la comparación y el contexto social. sino también sociales y de su medio. Así también. propias del individuo. aspectos emocionales. se les ha instrumentalizado a partir de su rol reproductivo materno. Por ejemplo. 1994. del entorno social. Esta situación se vuelve más complicada. de percepciones parciales del propio yo y que se compone de las creencias. psicológicas. pero en ellas se contempla desde el punto de vista médico. Cabe resaltar. en la medición del autoconcepto multidimensional se tomó la sumatoria total de las puntuaciones directas obtenidas en cada uno de las seis dimensiones de . Por lo que se tomó como referencia los aportes de La Rosa y Díaz (1991). No existen estudios a nivel nacional que reflejen la importancia de la valoración del autoconcepto en la edad adulta y menos desde la perspectiva de género. Operativamente. que ofrece el Ministerio de Salud durante diferentes etapas de la vida. y también Jiménez. al revisar los programas de atención para la mujer. familiares. la mayoría de las investigaciones existentes sobre la menopausia. encontramos que su abordaje no profundiza en la salud mental. Bandura 1997. 2010).Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 8 La visión que tenga la mujer de la menopausia está más relacionada con las características personales o experiencias anteriores que con la menopausia en sí. sobre el autoconcepto. Rubio y Sanchéz. el autoconcepto multidimensional es la imagen que tienen las personas sobre ellas mismas. 2004).

del hogar y laborales. Operacionalmente en la dimensión ocupacional se tomó el valor de la sumatoria de puntuaciones directas del factor ocupacional de la escala Multidimensional del Autoconcepto. la percepción que la persona tiene de sus interacciones y el grado de satisfacción o insatisfacción procedentes de las mismas. Igualmente las conductas afiliativas. Incluyendo la capacidad para expresar los sentimientos. o también los casos en los cuales las mujeres fueron intervenidas quirúrgicamente para extirpar previamente el útero de manera que no se verá una menstruación natural en lo sucesivo (Martínez. la estabilidad en las relaciones y comunicación con los vecinos y compañeros de trabajo. en la mujer que previamente menstruaba. También. primeramente.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 9 la adaptación de la Escala Multidimensional del Autoconcepto. la salud emocional por medio del grado de control emocional. incluye la internalización de sentimientos o a la ausencia de ésta con respecto a otras personas. y salud emocional de la escala. que conforme a La Rosa y Díaz Loving (1991). Vivencia de la Menopausia Se consideró como el cese fisiológico de la función menstrual por al menos 12 meses. buscando las relaciones armónicas en la convivencia familiar. vecinos trabajo y amigos. se refiere a las conductas sociales que fomentan la cercanía entre los individuos. Operativamente: como la ausencia de menstruación. Para la dimensión social. además del grado de compromiso que se tenga en dichos espacios. debido al declive de los niveles hormonales femeninos y la función ovulatoria (MSPAS. se divide en las siguientes dimensiones: Dimensión ocupacional Se refiere al nivel de actividad de la persona en tareas concernientes a los ámbitos académicos. 2007). afectividad. . Dimensión social Incluye dos aspectos. incluye la predisposición a los conflictos interpersonales y las emociones que la persona experimenta como consecuencia de sus éxitos y fracasos en las interacciones sociales y de sus objetivos. para la dimensión emocional se tomó el valor de las sumatorias de las puntuaciones directas de las dimensiones de estado de ánimo. es decir las emociones y sentimientos que un individuo puede experimentar a través de las distintas situaciones que vive. como alegría o tristeza. emociones y pensamientos a las personas cercanas. como la familia. y las descripciones que la persona hace de sí misma sobre dichos estados de ánimo. Dimensión Emocional Está conformada por tres elementos: indica la inclinación a diferentes estados de ánimo. nivel de optimismo. operativamente se tomó el valor de las sumatorias de las puntuaciones directas de dimensiones social afiliativo y expresivo. en mujeres que presentaron su período menstrual entre los últimos 12 y 18 meses a la fecha del estudio o si fueron sometida a una histerectomía en los últimos 18 meses. Además. Operativamente. 2008).

Por lo tanto. así también ser el inicio y un insumo para futuras investigaciones sobre la temática de la mujer en esta etapa o de los cambios en el autoconcepto durante la adultez media. se vuelve necesario investigar qué sucede cuando la mujer llega a una edad mayor y ya no puede reproducirse. Hi1: Existe diferencia significativa en el valor de la dimensión ocupacional. teniendo en consideración distintos elementos socioculturales? Donde se tenía como objetivo: Identificar y describir si existe diferencia entre el valor del autoconcepto de mujeres que se encuentran viviendo la etapa de menopausia y las que aún no la viven. y del objetivo planteado se derivan las siguientes hipótesis de investigación (se definen las hipótesis alternas. Surgió la interrogante de esta investigación: ¿Influye la vivencia de la menopausia en el valor del autoconcepto de mujeres. en qué medida estos elementos socioculturales impactan en su valoración o dicho en otras palabras. Hi2: Existe diferencia significativa en el valor de la dimensión social. Con la presente investigación. . debido a la vivencia de la menopausia. cuáles son las creencias. Hi3: Existe diferencia significativa en el valor de la dimensión emocional. conforme a lo expuesto anteriormente. se buscó proporcionar a las distintas aéreas de la psicología salvadoreña.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 10 Posterior a toda la literatura examinada sobre la importancia que tradicionalmente se ha dado a la mujer. en las pacientes del área del ginecología del ISSS de Zacamil. debido a la vivencia de la menopausia. teniendo en consideración distintos elementos socioculturales. a partir de la capacidad de la procreación y todo lo que con ello esta relacionado. tanto dentro de los estudios de género y sexualidad por la complejidad en los papeles y roles de la mujer dentro de nuestra sociedad. en las pacientes del área del ginecología del ISSS de Zacamil. imágenes o pensamientos que se van a asociar a ella en esta nueva etapa y más importante aún. en las pacientes del área del ginecología del ISSS de Zacamil. En este sentido. cuál es su autoconcepto. quedando de forma implícita las nulas): Hi: Existe diferencia significativa en el valor del autoconcepto. es de esperar la existencia de cambios considerables en las percepciones y valoraciones de sí mismas al culminar su etapa reproductiva. Al considerar que la menopausia es un tema difícil de abordar. y las definiciones mencionadas. en las pacientes del área del ginecología del ISSS de Zacamil. un estudio contextualizado que brinde una visión sobre los cambios en el valor del autoconcepto de las mujeres menopáusicas. Por lo que se tomó como problema de Investigación: La diferencia del autoconcepto debido a la vivencia de la menopausia. debido a la vivencia de la menopausia. desde una perspectiva de la psicología social. debido a la vivencia de la menopausia.

a quienes de aquí en adelante se mencionan como grupo control (Kerlinger y Lee. según el Informe del PNUD. municipio de Mejicanos. 2007). únicamente se observó tal como se daban en el contexto natural para su posterior análisis (Kerlinger y Lee. en estas clínicas. 2002). y descriptivo. Los hospitales del ISSS. Gracias a este programa.000 a 75. (2008) señalan que para el área metropolitana. por poseer la mayor proporción de asegurados con un 41. cuenta con una población muy representativa. . con una cobertura de entre 15. tienen acceso los trabajadores del sector formal que cotizan. existe un programa específico que brinda atención médica a la población que comienza a manifestar los síntomas físicos de la menopausia. 2009). ya que. representatividad y homogeneidad de las participantes de un municipio y sus alrededores.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 11 MÉTODO Diseño de la Investigación El estudio es de tipo cuantitativo.04%. razón por la cual.000 personas. Y por encontrarse dentro del municipio de Mejicanos. el empleo del sector formal representan alrededor del 55. Unidad Médica de Zacamil. 2007. Esta unidad médica. A estas clínicas. Para los objetivos de esta investigación. con las variables “Menopausia” y “Autoconcepto” con el propósito de identificar diferencias en el valor del autoconcepto multidimensional y en sus dimensiones ocupacional. al área metropolitana. de las dos más destacadas de esta área. (ISSS. Además. y cifras del PNUD. De tipo transeccional en la recolección de datos. Participantes La población participante en la investigación se conformó únicamente con mujeres que se encontraban pasando consulta en el área de ginecología del ISSS. se necesitó contar con una entidad o institución que facilitara la concentración de personas que se encuentren pasando por dicho estado. que es denominado “Atención a la mujer en climaterio”. por parte de las mujeres que se encuentran en la menopausia. que se acerca a esa etapa. Dicho programa. A la Unidad Médica de Zacamil del ISSS. y las que aún no la viven. se consideró la realización en un centro de atención ginecológica.6% de la población económicamente activa. no se manipuló la variable independiente. 2002). ya que incorpora a todas las mujeres del área de ginecología. que es el tercer municipios más poblado según los datos de la (DIGESTYC. (2008). brindan el servicio de forma especializada en atención ginecológica. se facilitó la concentración. tiene la capacidad para de atender a 5 clínicas comunales de la zona y todas sus clínicas empresariales adscritas. emocional y social. con un diseño no experimental. Para el estudio se tomó. por ser una.

emocional. ya que en el área de ginecología son programadas cada cuatro meses (Kerlinger y Lee. el total de las pacientes de esta área y que se encuentra entre este rango de edad. La dimensión social está constituida por dos factores: SocialAfiliativo (Factor 2) y el Social–Expresivo (Factor 3). Instrumentos Se utilizó una adaptación (de elaboración propia) de la Escala Multidimensional de Autoconcepto de La Rosa y Díaz (1991) y una Ficha de identificación sociodemográfica. razón para tomar un rango de mujeres. 2002). la que originalmente presenta 62 pares de adjetivos bipolares. se trabajó con 370 mujeres pacientes del área de ginecología del ISSS de Zacamil. Según datos proporcionados por la jefatura de ginecología.5. se realizó un muestreo probabilístico aleatorio simple para poblaciones finitas (Bonilla. E = error muestral de 5%. En el que N = 6.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 12 La edad promedio en la que aparece la menopausia en El Salvador es a los 50 años (MSPAS. ocupacional y ética). es de aproximadamente 6.5. Z=1. Los grupos se conformaron por medio de la autoselección para grupos comparativos (Kerlinger & Lee. por lo que: quienes afirmaron tener entre 12 y 18 meses de su última menstruación constituyó el grupo de las que se encuentran viviendo la menopausia y las que tenían menos de un año conformaron el grupo control. Dicha escala identifica 4 dimensiones del autoconcepto (social. para determinar el tamaño de la muestra. Escala de Autoconcepto Adaptación propia del instrumento creado y validado en México por La Rosa y Díaz (1991). Se toma como base la variable del tiempo transcurrido desde su última menstruación.548 (población total entre 40 a 55 años del área de ginecología). ante la probabilidad que las participantes no se tomaran en cuenta de forma repetida. Sustituyendo: El tamaño de la muestra queda determinada. 2008). También.96 (coeficiente de confianza al 95%). Así también la dimensión emocional está constituido por 3 sub-escalas: Estado de ánimo (Factor 4). q = 0. p = 0. Afectividad (Factor 5) y Salud . 1993). sin embargo. establecidos por medio del diferencial semántico. 2002). con edades comprendidas entre los 40 y 55 años. se controló de forma institucional por medio de las citas.548 por lo que. mismo criterio usado por MSPAS. por 363. entre los 40 a los 55 años.

En este punto. Posterior a estos cambios. eliminando aquellos que representan una correlación Alpha de Crombach inferior a 0. generaba resistencia a contestar abiertamente. quienes representan un aproximado del 10% de la muestra.765.696. En un segundo momento se sometió la escala al proceso de validación por el método de “pensar en voz alta” propuesto por Anastasi y Urbina (1998). Por medio del programa de Statistical Package for the Social Sciences (SPSS) versión 18. un Alpha de Crombach de 0. pues se habían incluido los cambios y la eliminación de sinónimos sugeridos en los pasos previos. y en el factor ético. De lo que se obtiene los siguientes índices de correlación: la escala multidimensional muestra un índice de consistencia Alpha de Crombach de 0. tomando en cuenta a 50 mujeres. difíciles de comprender o que no eran palabras utilizadas en ese contexto y por ende no se entendían. Posteriormente.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 13 emocional (Factor 6). Para este momento la escala constaba de 52 ítems. incluye un factor para la dimensión ocupacional y uno para la dimensión ética. para el autoconcepto multidimensional. se redujo el número de posibles opciones de respuestas por ítem. lo que creían ellas qué era lo que se pretendía con cada reactivo. ya que su contenido. resultándoles ofensivos. Partiendo de estos resultados. en el factor de estado de ánimo. un Alpha de Crombach de 0. un Alpha de Crombach de 0. ya que el instrumento original se realizó con población universitaria. en el factor .672. Así también. en el factor social-afiliativo. Además.65. siempre a la misma población objetivo. esto para controlar las diferencias que pudiesen existir en cuanto a nivel educativo.86.0. se realizaron las modificaciones necesarias para la configuración de la escala. en el factor ocupacional un Alpha de Crombach de 0. a quienes se les aplicó la Escala Multidimensional de Autoconcepto.869. un Alpha de Crombach de 0. se elimina de la escala multidimensional el factor ético. Esto fue posible con la ayuda de participantes de la misma población objetivo. en el factor ocupacional. en el factor de afectividad. También. con el fin de adecuar las escalas aún más al contexto al que estuvieron referidas.50. en el factor salud emocional. se pasó la primera prueba piloto a la población participante. esperando pasar consulta ginecológica y cada uno de los ítems de este factor eran asociados a una evaluación de su conducta sexual. Lo cual ayudó a cambiar algunos ítems que ellas consideraban confusos. se reduce el número de ítems para cada factor.791. en el factor social–expresivo. Se realizaron los siguientes cambios a la escala original. Quedando la escala con un total de 37 ítems y seis factores. un Alpha de Crombach de 0. tomando en cuenta a 35.808. En un primer momento el instrumento fue adaptado en cuanto a sinónimos de los adjetivos por unos términos más familiarizados para la población salvadoreña. un Alpha de Crombach de 0. se pasa una segunda prueba piloto. se obtuvieron los siguientes índices: La escala multidimensional muestra un índice de consistencia Alpha de Crombach de 0. Posteriormente se les pidió decir. un Alpha de Crombach de 0.755. acordándose de siete a cinco. según su apreciación. se encontraban. debido a que las participantes del presente estudio.945.

Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 14 social-afiliativo.158 15-26 18-28 159-183 27-30 29-30 . 11*. 03. Para la clasificación en autoconcepto alto o bajo de los valores obtenidos en cada escala por las participantes. Así también la dimensión emocional está constituido por 3 sub-escalas: Estado de Ánimo (factor 4). de modo que la primera opción tiene un valor de 1. 34 y 37 Emocional Afectividad 02*. de tal manera que la primera opción tendrá el valor de 5 y la quinta opción tendrá un valor de 1. 30. 14*. un Alpha de Crombach de 0. y en el factor salud emocional. 10*.732. 07*. 25 y 28 Estado de Ánimo 05. y la quinta opción tiene un valor de 5. 17*. 18 y 20 La casilla marcada determinará el valor dado al reactivo. Ítems por factor y forma de puntuar y calificar Dimensiones Factores Ítems Ocupacional Ocupacional 04. un Alpha de Crombach de 0. un Alpha de Crombach de 0. 22* y 29* Social Afiliativo 08. un Alpha de Crombach de 0. 31*. 27*. se construyó un baremo. en el factor de estado de ánimo. Y de la misma forma se realizó. así como el grado de compromiso que presenta y es medido por el factor 1. Con lo que se obtiene la escala definitiva con 37 ítems.69. 21*. la dimensión ocupacional. que miden el autoconcepto y tres dimensiones del mismo (Ocupacional. 13. Afectividad (factor 5) y Salud Emocional (factor 6). 26. sociales y laborales. Tabla 2. en el factor de afectividad. el cual se obtiene de la sumatoria de los puntajes de los ítem. Interpretación Bajo Alto Autoconcepto Dimensiones Ocupacional Social Multidimensional Factores Ocupacional Social Afiliativo 100. 09. Baremo de la escala de Autoconcepto. por lo que valores por debajo de este valor fueron considerados como autoconceptos bajos y los mayores como autoconceptos altos. 19*.793. Todos los reactivos marcados con asterisco (*) se calificarán a la inversa. la dimensión social se refiere a la percepción que se tiene de las interacciones y este a su vez está constituido por dos sub-escalas: Social-Afiliativo (factor 2) y el Social–Expresivo (factor 3). Social y Emocional). 24*. Tabla 1. 16*. 15. sus dimensiones y factores. en el factor social–expresivo. solo que con sus respectivos valores para cada uno de los factores que componen la escala (ver tabla 2). 35* y 36* Salud Emocional 06. un Alpha de Crombach de 0.744. 12. en el que 100 es el puntaje más bajo y 185 el más alto y el valor de 158 el valor medio (Q2). 32 y 33* Social Social Expresivo 01. se refiere qué tanto la persona se mantiene activo o inactivo en tareas académicas.618. 23.

Validación y aplicación del instrumento: se realizó la adaptación y validación del instrumento a utilizar. Constituida con información como: relaciones sociales y familiares. se realizó entre las fechas del 15 de mayo al 06 de junio del presente año. nivel de ingresos familiares. hipótesis y marco metodológico para llevar el estudio. Procedimiento Exploración bibliográfica y documental: con el fin de construir el marco teórico de referencia que respalde y fundamente el estudio. Contacto: se realizó el contacto con la jefa del área de ginecología. se detalló el procedimiento de la investigación. con el fin de controlar y describir variables que pudieran estar influyendo en el autoconcepto y que los puntajes obtenidos se vean alterados por estas y no por el hecho de la menopausia en sí. así como la definición y selección de la población. se conforma una lista que. y se le ofrece una copia del documento final sobre la misma. y nivel educativo. para obtener el instrumento definitivo. Diseño de investigación y método: consistió en la elaboración del sistema de objetivos. se estableció la validación y la confiabilidad del instrumento y la realización de dos pruebas pilotos. son eventos y experiencias determinantes en la vida de las mujeres que se encuentran entre estas edades. según la literatura consultada. La aplicación de la escala. se llevó a cabo la recopilación de información bibliográfica de manera exhaustiva sobre las variables a estudiar. la cual se inició con la revisión de los ítems. A su vez. de la unidad médica de Zacamil del Instituto Salvadoreño del Seguro Social. procurando que cada uno de ellos fuese comprendido y aportarán información relacionada a las variables en estudio. Se abordó a las mujeres en la sala de espera del área de ginecología identificándonos e informando que era un estudio sobre su autoconcepto. posteriormente se les preguntaba si .Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 15 Emocional Social Expresivo Estado de Ánimo Afectividad Salud Emocional 8-23 15-30 8-20 8-28 24-30 31-35 21-25 29-35 Ficha de identificación sociodemográfica Es una agrupación de datos personales. edades y número de miembros de personas con las que habitan. así como la definición del problema a investigar. Después. realizándose 6 visitas en el transcurso de la mañana y las 5 restantes por la tarde. entregándole una carta institucional procedente del Departamento de Psicología. religión y práctica de la misma.

se obtuvo.5% afirma mantener bastante comunicación y 3. Descripción estadística de la muestra En los aspectos demográficos. versión 18). se trasladaba a un área apartada y se iniciaba en base a dos preguntas que fueron de rigor a la inclusión en la investigación y que tenían como objetivo tomar a la población más próxima a la etapa de menopausia.6% que sí tiene o tuvo hijos. Dichas interrogantes fueron: ¿Cuánto tiempo había transcurrido desde su última menstruación? en la que la participante. 175 de ellas (47.2% no mantienen ninguna relación con sus vecinos. se construyó una base de datos.5% de la población contaba con pareja.230. luego.7% integran familias con 10 persona o más. siendo la M = 4. Siendo la M = 2. finalmente las comparaciones y diferencias entre las medias de los grupos de estudio. RESULTADOS Se presentan en tres apartados.690. ambos grupos con edades entre los 40 y 55. oscilando desde 1 hijo que fue el caso del 10% de la población a 9 hijos 0.27 de miembros por familia y una DE = 2. que en relación al número de personas con las que habitan. se encontró que sólo el 66.5% mantienen una relación entre bastante y poco y que sólo un 3. Dichos datos se analizaron a través del programa estadístico para ciencias sociales (SPSS. sobre las relaciones con compañeros de trabajo 43. se les agradecía por su disposición y colaboración. Sólo el 15. siempre recalcando que sus respuestas eran anónimas y que no era necesario dar ejemplos. así también.2% de las participantes manifiestan vivir solas y 2. se encontró que el 79. a través de los instrumentos de medida. En las relaciones con los vecinos. una descripción estadística de la población participante. con una media de 47 años. los datos estadísticos del autoconcepto y las tres dimensiones de estudio. En cuanto a las relaciones familiares y sociales. En el proceso se leyeron las instrucciones y cada una de las preguntas de la ficha de identificación y de la escala de autoconcepto a cada participante. . Análisis de resultados: Tanto para el análisis de las pruebas piloto como para proceder a la verificación de las hipótesis establecidas. debía de encontrarse. En los casos de no cumplirse ambos criterios. variando en cuanto al número de hijos nacidos por cada una.7%) en el grupo de menopáusicas. así como hallazgos relevantes en cuanto a correlaciones existentes entre el autoconcepto y factores sociales que permiten una mayor comprensión del mismo en dicha población.3%) componen el grupo control. primero. ¿cuál era su edad? en la que. de las 370 personas participantes. debería de ubicarse dentro del rango establecido al momento de realizar el muestreó que era mayor a 40 y menor a 55 años.49 hijos y la DE = 1. Por otra parte.4% de la población participante afirma no haber tenido hijos y el 84. Así también. Quienes afirmaron desear participar. con el objetivo de evitar confusiones sobre la manera de responder. para manejar la información obtenida.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 16 estaban dispuestas a contestar una escala.3%.2% afirma que no mantienen ninguna relación o que son muy pocas las relaciones con sus compañeros de trabajo. que son las que no presentaban menopausia y 195 (52. en 18 meses o menos. el 2. simplemente contestar sinceramente.

en el factor social–expresivo. un 18.9% son evangélicas.156 3. un Alpha de Crombach de 0.5% con pregrados universitarios o superiores. se encuentra. y un 6.6% con grados técnicos o estudios universitarios inconclusos. el 62.893. el 31.5% tenía entre $200 y $300 dólares.51 26.9% tenían inferiores o iguales a los $200 dólares. Descripción estadística del autoconcepto y las dimensiones ocupacional. 43. En cuanto los ingresos familiares.3% con una actitud no religiosa.792.1% con tercer ciclo (7° a 9°). 63. en el factor de afectividad. el 15. En la educación se encontró una distribución normal pero con nivel o grados de estudios más elevados de acuerdo a los esperados para la población de este municipio (DIGESTYC. en las respectivas sub escalas se obtuvo para el factor ocupacional. en el factor de estado de ánimo. el 34.88 17.7% de ninguna religión. En cuanto a la religión practicada. En el caso de las mujeres que experimentaban la menopausia. un Alpha de Crombach de 0.797. En cuanto a la variación esperada con respecto a la media aritmética se encontraron valores cercanos a ella. un 35. teniendo.627. un Alpha de Crombach de 0. un 27. fue debido a una histerectomía.1% ingresos ente los $300 a $400 y el 30. social y emocional. En la escala de autoconcepto multidimensional se obtuvo un análisis de fiabilidad o índice de consistencia (Alpha de Crombach) de 0. en el factor socialafiliativo.691. el 19. un 30. 31.3% afirman contar con un negocio propio. el 47. se encontró que en la ocupación principal.1% testigos de Jehová y el 5. 83 de ellas equivalentes al 42. el 32. un Alpha de Crombach de 0.8% ningún grado de estudio.5% ingresos de $500 o más. En referencia al consumo de cervezas o licor. el 3.6%.4% manifestó ser creyentes no practicantes. y un 4. a la realización de la investigación.9% sostienen que su ocupación principal es ser encargadas del hogar y un 20.09 .5% casi nunca y solo un 7% lo hace seguido.1% con estudios de bachillerato.659. 2007). afirmó nunca hacerlo. el 15. En su actitud religiosa.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 17 Sobre los datos económicos.3% son católicas. del Autoconcepto y sus dimensiones evaluadas Media DE Autoconcepto Dimensiones Ocupacional Multidimensional Factores Ocupacional 158. un Alpha de Crombach de 0. Tabla 3.2% afirman que se desempeña como empleadas en un trabajo fijo.4% de ellas. un Alpha de Crombach de 0. reduciendo la incertidumbre de la dispersión (ver tabla 3). y en factor salud emocional.607. un 13% había alcanzado educación básica (1° a 6°).2% afirman ser creyentes practicantes. practicada en el último año. Medias y desviaciones estándar.

385 Bastante 159 157.156 Total 59 147.00 o menos 72 157.087 $ 400 113 160.6 62. % Bajo Autoconcepto Dimensiones Ocupacional Social Emocional Multidimensional Factores Ocupacional Social Afiliativo Social Expresivo Estado de Ánimo Afectividad Salud Emocional 42.2 65. se encontró que existe una tendencia por parte de esta población en ubicarse en el extremo positivo o alto (ver tabla 4).Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 18 28.35 2. Debido a la consideración de diversas variables y que estas se estructuraron en formas de categoría y la variable del valor del autoconcepto se encuentra estructurada en forma de escala. fue posible comprobar que las condiciones y características del contexto social impacta en el autoconcepto.71 5.222 Afectividad 28.08 17.44 20.51 17.3 % Alto 57. En la presente investigación esto se realizó a través del análisis correlacional (Kerlinger y Lee.1 40.685 $ 200.9 59.222 Muy Poco 12 151.79 15.01 16.053 Nada 370 158.51 17.9 15.5 44.58 14. tal y como lo menciona diversos autores.156 Total Ingresos Relación con vecinos . de las participantes con puntaje alto o bajo.4 37.54 4.577 $ 300 126 162.7 También. Autoconcepto n Media DE 135 163.7 52.024 Salud Emocional De acuerdo a los resultados. y según los baremos.76 3. Porcentajes.8 34.3 47. Tabla 5. Media aritmética según los subgrupos de cada aspecto social que se relaciona con el valor del autoconcepto.458 Estado de Ánimo Emocional 20.006 Poco 64 152.56 19.351 Social Expresivo 30. Social Tabla 4. 2002).3 38.326 Social Afiliativo 23. en el autoconcepto y los factores de cada dimensión.585 $ 500 o mas 370 158.27 5.5 55. se opta por hacer uso de la prueba de spearman para la realización de dicho análisis (Ver tabla 5 y Anexo E).5 18.7 61.

DE = 17.201. Comparación de medias en el valor del Autoconcepto y sus dimensiones ante la experiencia de la menopausia. p 0. Y se obtiene una M = 158.00]. siendo una correlación negativa débil (Ver Figura 3. es que en la medida en que las mujeres de esta población. dentro de la categoría de Autoconcepto alto.9° Bachiller Edu.42 164 157. Así también.5 158. en un autoconcepto alto.156 Se constató. para lo que se obtiene una [F(368) de Levene = Educación Actitud religios a . siendo una correlación negativa débil (Ver Figura 5. es otro de los elementos que está relacionado con los puntajes obtenidos en el autoconcepto. según los resultado obtenidos. de forma general ubicándose.00]. con que las participantes afirmaban contar. Y también se confirma la relación existente entre los grados de educación alcanzados y el autoconcepto por parte de las mujeres. a nivel familiar.43 155. DE = 16.83 150.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 19 Creyente practicante Creyente no practicante No religiosa Total Ninguna 1° . Anexo E).62.509 22. Anexo E). Al comparar las medias del grupo control M = 158. En el caso del valor del Autoconcepto Multidimensional.905 con las que experimentan la menopausia.85 21.144 13. Lo que indican estos valores. siendo una correlación débil (Ver Figura 6.75 158.21 160.824 17. p 0. p=0.162 17.421. el 42. DE = 17.42 153. existe una relación entre los puntajes obtenidos en la escala de autoconcepto y el nivel o grado de relación que mantienen con sus vecinos. en la población participantes en el estudio.). También.266. p 0.4% de las participantes se ubicó en un Autoconcepto bajo y el 57.51 15. se encontró relaciones en la actitud religiosa de las participantes y los valores que obtuvieron en el autoconcepto. Técnica Pregrado Superior Total 234 120 16 370 14 48 67 115 102 24 370 160. el nivel de ingresos.679 18. para lo que se obtiene la siguiente correlación [(r(370) = 0.6° 7° .00]. M = 158. obteniéndose en la prueba estadística [(r(370) = 0.166 13. aumentan de forma favorable en los niveles en estas variables mencionadas.129. para lo que: [(r(370) = -0.51.013]. Anexo E. que en esta población.893 15.6%.156 24 16.212.42.156.51 147 153. Anexo E). [(r(370) = -0. aumenta también la posibilidad en obtener una mejor puntuación o mayor valor en el autoconcepto. siendo una correlación débil (Ver Figura 4.

05]. pero de forma específica en las participantes que se ubicaron en Autoconcepto Bajo. [t (125) = -0. En la Dimensión Ocupacional Según los resultados. p (0.05].594) > 0. En la Dimensión Social Para el factor Social Afiliativo el 34. [F (211) de Levene = 0.379 p (0.046) < 0.7% en un rango alto.3. DE = 13. p (0. p (0.83. Las mujeres del grupo control obtienen una M = 26. [t (138) = -1.611) > 0. [t (368) = -0.928) > 0. al comparar las medias.05].05].05].Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 20 0. al comparar las medias se obtiene [F (368) de Levene = 3. DE = 5. [t (211) = 2.05] respectivamente. Las mujeres que conforman el grupo control obtienen una M = 28. al comparar las medias de las participantes que puntuaron bajo en cada grupo.048) < 0. No encontrando diferencias estadísticas en estos resultados.910) > 0.88.244.8% de las participantes se ubicó en un rango bajo y el 62.05].05].20.349.358.05]. Al realizar el análisis de comparar siempre entre estos mismos grupos.72.05] No encontrando diferencias estadísticas en las medias del Autoconcepto Bajo de ambos grupos.943. se obtiene [F(368) de Levene = 0.3% de las participantes se ubicó en un rango bajo y el 65.123) > 0. p (0.7% en un rango alto. DE = 6.275) > 0.91.113.871.385) > 0. [F. Y para las participantes que puntuaron con Autoconcepto Alto. [t (368) = -0.705) > 0. p (0.615 y las que se encuentra en menopausia M = 23.306 y las que se encuentra en menopausia M = 28.209.903) > 0.05] Encontrando diferencias estadísticas en las medias del autoconcepto Alto de ambos grupos. DE = 2. para estos resultados. p (0. DE = 3. (155) de Levene = 1. p (0. p (0. en cada grupo. De igual forma no se encuentran diferencias.05] y [t (228) = 0.008. No encontrando diferencias estadísticas en las medias de la dimensión ocupacional del autoconcepto de ambos grupos. p (0. p (0.16.39. De igual forma no se encuentran diferencias. No encontrando diferencias estadísticas entre las medias del factor social afiliativo de la dimensión social del autoconcepto entre ambos grupos.114.939. en el factor ocupacional el 37. p (0. [t (173) = -0. en el valor del autoconcepto de ambos grupos. [t (354) = -0.789) > 0.12.05].408.962 y las que se encuentra en menopausia M = 26.05] respectivamente.202.177) > 0. al comparar las medias de las participantes que puntuaron bajo o alto.808) > 0. se obtiene [F (368) de Levene = 0.519.3% de las participantes se ubicó en un tango bajo y el 52. p (0. al comparar las medias. [t(368) = 0. se obtiene para el grupo control M = 171. DE = 14.473 y para el grupo de menopausia M = 169. p = 0. DE = 2. De igual forma no se encuentran diferencias al comparar las medias de las participantes que puntuaron bajo o alto en cada grupo.605) > 0. [t (155) = 1.39. se obtiene para el grupo control M = 144. DE = 2. p (0.285.009.05].122.550. En cuanto al factor Social-Expresivo 47.509 p (0. p (0.888 > 0. DE = 5.38. DE = 6.05] y [t (241) = 0. No encontrando diferencias estadísticas entre las medias del factor social expresivo de la dimensión social del autoconcepto entre ambos grupos.837) > 0.05].206. pero si se obtienen diferencias estadísticas en la comparación de las medias de las . resultando. en un rango alto. Las mujeres del grupo control tienen M = 23. resultando.41.2%.445 y para el de menopáusicas M = 140.

5. se obtiene [F (368) de Levene = 0.494. no es una relación simple. p (0. DE = 3.221.282.362) > 0.32.05]. [t (368) = -0.596) > 0. Las mujeres del grupo control obtienen una M = 28.05].569.94. DE = 4.05] respectivamente. [t (368) = 1.05] y [t (204) = 0. pues al mismo tiempo son mediadas por cambios progresistas en lo que social y culturalmente se espera de las mujeres.84.860 p (0.05].912 p (0. p (0. p (0.168 y las que se encuentra en menopausia M = 20. DISCUSIÓN A partir de estos resultados.118) > 0. Las mujeres del grupo control obtienen una M = 21. al comparar las medias. dado a que. En la Dimensión Emocional.346 y las que se encuentra en menopausia M = 30. al comparar las medias. p (0. DE = 4.09.172.622) > 0.558. p (0.033) < 0. p (0.050. De igual forma no se encuentran diferencias Al comparar las medias de las participantes que puntuaron bajo o alto en cada grupo [t (162) = -0. Para el factor Afectividad el 40.05] y [t (218) = 1.05]. se ubicó en un rango bajo y el 59.7% en un rango alto.652) > 0. p (0. motivo por el cual se brindan posibles explicaciones que permitan apoyar los valores similares del autoconcepto y sus dimensiones entre ambos grupos.74. No encontrando diferencias estadísticas entre las medias del factor estado de ánimo de la dimensión emocional del autoconcepto entre ambos grupos. De igual forma no se encuentran diferencias. DE = 5.05] respectivamente. siendo [t (193) = 2. se mantienen las hipótesis nulas. se obtiene [F (368) de Levene = 0.05] y [t (226) = -1.05] respectivamente.12 y las que se encuentra en menopausia M = 28. Para el factor salud emocional el 44.678) > 0.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 21 participantes que puntuaron alto en esta escala.839. [t (368) = 0.112 y las que se encuentra en menopausia M = 27.95.05].1% de las participantes se ubicó en un rango bajo y el 61.389) > 0. De igual forma no se encuentran diferencias al comparar las medias de las participantes que puntuaron bajo o alto en cada grupo [t (148) = 0. no encontrando diferencias estadísticas entre las medias del factor de salud emocional de la dimensión emocional del autoconcepto entre ambos grupos. se ubicó en un rango bajo y el 55.3% de las participantes. Las mujeres del grupo control obtienen una M = 30. En donde.249.402) > 0.960) > 0.147. DE = 3. p (0.931.055) > 0.46.5% en un rango alto. se obtiene [F (368) de Levene = 0.9% en un rango alto. No encontrando diferencias estadísticas entre las medias del factor de afectividad de la dimensión emocional del autoconcepto entre ambos grupos. .05]. al comparar las medias de las participantes que puntuaron bajo o alto en cada grupo [t (139) = 0.5% de las participantes. p (0.17. DE = 4.452. DE = 2. al comparar las medias. p (0. Para el factor estado de Ánimo 38. DE = 2. el grupo control obtienen una M = 27.60) > 0.05].884.67.796) > 0. p (0.

Se vuelve necesario explicar. Los datos reflejan una mayor participación de las mujeres en actividades consideradas como productivas. pues al mismo tiempo son mediadas por cambios progresistas en lo que social y culturalmente es esperado de las mujeres. 2003 y Schneider. los hallazgos que no resultaron estadísticamente significativos. Se encontró que para la población estudiada en cuanto a su ocupación principal. una experiencia positiva y que eso depende del modo cómo se conjuguen diversos factores. De forma general. Siendo oportuno realizar un abordaje descriptivo por cada una de las tres dimensiones y por sus respectivos factores La dimensión ocupacional.9 manifestó ocuparse en las actividades del hogar. medida por un único factor del mismo nombre y que hace referencia al nivel de actividad. de quienes puntuaron bajo y alto en esta dimensión. tendrían un espectro más reducido de elementos para la conformación de su autoconcepto. diversos autores (Flores et al 2008. en alguna medida posibilitan tener una mayor cantidad de áreas en las que puede recibir una retroalimentación (positiva o negativa) sobre su desempeño y capacidades.3% al frente de un negocio propio y sólo el 35. Por lo que se brindan explicaciones hipotéticas que permita demostrar que no es evento estático y generalizado. dado a que. lo que coincide a los resultados similares encontrados en el mercado laboral salvadoreño por parte de ISDEMU (2004). Quienes tienen como principal ocupación una actividad fuera del hogar. Lo anterior.2% empleadas y el 20. hoy en día están desempeñando un papel más activo en la generación de ingresos al interior del hogar. presenta una tendencia a tener una media levemente más alta al grupo control. Aunque se encontró que en la dimensión social expresiva y en la dimensión estado de ánimo el grupo de mujeres menopáusicas. existe una tendencia a involucrarse en actividades fuera del hogar. que en definitiva forman parte y configuran la autointerpretación que de sí mismas tienen. en distintas áreas. se mantienen las hipótesis nulas. sino que evidencia que las mujeres de esta población. 1992) ya mencionaban el hecho de que la menopausia puede ser. Según los resultados no se encontraron diferencias significativas entre ambos grupos. en la medida de lo posible. pudo deberse a que los cambios que una mujer presenta durante la menopausia. Estas distintas áreas permiten experimentar distintos y variados aspectos del Yo de estas mujeres. no es una relación simple. para algunas mujeres. motivo por el cual se brindan posibles explicaciones que permitan apoyar los valores similares del autoconcepto y sus dimensiones entre ambos grupos. sino más bien dinámico. aquellas mujeres cuya actividad principal es al frente solo de las actividades del hogar. De igual forma no se encuentran diferencias al comparar las medias de cada grupo. no solo contrasta a lo que tradicionalmente se espera. no pueden considerarse exclusivamente como algo negativo. Papalia y Wendkos.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 22 A partir de estos resultados. . ya que presentan una incongruencia en lo planteado por la literatura consultada o por evidenciar una visión más amplia del contexto psicosocial para las mujeres de esta población. Por contraste. el no encontrar diferencias en el valor del autoconcepto y de cada una de las dimensiones tomadas en cuenta. siendo el 43.

donde ellas alcanzan a justificar y validar este retraimiento.60 Medias Factor ocupacional 27. . que poseen un trabajo fijo fuera del hogar y que posteriormente llegan a realizar actividades al interior de este. al percatarse de situaciones como los bochornos y la inestabilidad en su estado de ánimo. Esto mismo. Comparación de medias de la dimensión ocupacional según ocupación principal entre menopáusicas y grupo control.20 Encargada del hogar Negocio propio Empleada Total Menopausica Principal ocupación Esto. es el ámbito que se le asigna para su realización. que realice actividades que lo pongan en riesgo. puerto y cárcel para la mujer salvadoreña (1990). es para ser cuidado.40 26. Situación que puede estar ligado a lo descrito por Martín-Baró en su artículo “familia. Y es dentro del ámbito privado del hogar.20 26. Control 27.91. que aquellas mujeres que desempeñan ambos roles. respectivamente.83. se puede esperar. es muy probable que obtengan mayor autovaloración de estas últimas que de las actividades que realiza en un empleo. y M = 26. las mujeres evitaran estar en la esfera pública por temor a ser juzgadas. puede ser producto también. o por prejuicios sociales asociados a esta condición. el hogar representa el dominio propio para la mujer y socialmente. de un efecto secundario. para esta dimensión. Pues. que este retraimiento en la mujer es construido desde su infancia. M = 26. así como no es bien visto. la búsqueda de seguridad provocando un retraimiento. También. haciéndoles creer que su existencia cobra valor en función de su desempeño dentro de este. la vivencia de la menopausia supone un impedimento en lo que ellas consideran un desenvolvimiento satisfactorio. lo mejor es aislarse. naturalizando el hecho que ante todo lo que conlleva un riesgo o cambios en su corporalidad.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 23 En cuanto a la comparación del grupo de menopáusicas y control. que tenían medias muy similares. se puede aseverar que para esta población. ya que este. permite afirmar que las mujeres que se encuentran viviendo la menopausia. se les educa a que evite exponerse en todo lo que se refiere a su cuerpo.60 25. Es de tener presente. en otras palabras. en lo referente a las actividades de carácter productivo. se identificó. pudiendo estar más vinculada a los síntomas físicos propios de esta etapa. Donde los malestares e incertidumbres que estos causan.80 26. la existencia de variaciones más amplias en los puntajes de cada grupo según su ocupación principal (ver figura 1) Figura 1. ocasionan en las mujeres. se sienten y se valoran más activas en las ocupaciones al interior del hogar.00 25. dominio asignado y socialmente inalienable. en donde. De la misma manera.

como por ejemplo. En este sentido en investigaciones como las de Bruel (2008) y Moreno (2003). Esta afirmación. ya que se puede considerar que tienen un impacto fundamental para entender la satisfacción de un adecuado autoconcepto. Sucede lo contrario con las mujeres que tienen niveles de estudio superior. el hogar. (U. pareciera ser un hecho obvio. se puede esperar. de tal manera que llega a sentir una seguridad subjetiva en dicho ambiente. el hogar. en este caso se puede afirmar que antes de la menopausia. se encontró que la población objetivo en cuanto a su educación no resultó tan representativa como se describe según los datos del último censo (DIGESTYC. 1992 citado en Papalia y Wendkos. el valor se incrementa (M = 27. Por ejemplo. Este es un dato interesante en el sentido que se puede afirmar que en las mujeres de la presente población que carecen de educación. aspecto que ya fue mencionado en el apartado de resultados y donde se constató estadísticamente que sí existe una relación entre el autoconcepto multidimensional y la educación.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 24 Desde esa perspectiva. 2003). Desde esa perspectiva. Lo reflejado. es muy probable que obtengan mayor autovaloración de estas últimas que de las actividades que realiza en un empleo.77) y que ante la presencia de esta. sin embargo. pero esta diferencia. Martín-Baró (1990) De la misma manera. de tal manera que llega a sentir una seguridad subjetiva en dicho ambiente (Martín-Baró. que aquellas mujeres que desempeñan ambos roles. aunque es un elemento ambivalente.27). sí influyen en la dimensión ocupacional (ver figura 2). 1990). presentan puntajes promedios e incluso un poco por encima de este (M = 27. no radica en el valor de los puntajes. 2007).S.Office of Technology Assessment. que poseen un trabajo fijo fuera del hogar y que posteriormente llegan a realizar actividades al interior de este. en la dimensión ocupacional. es sólo ahí donde la mujer cuenta con poder y capacidad de decisión. dichas mujeres presentan puntajes por debajo del promedio (M = 25.33). encontraron que el bienestar emocional y la integración social de la persona. es potenciada principalmente por los años de estudio. . en regiones rurales de Irlanda las mujeres que ya no menstruaban se retiraban a sus camas y permanecían allí hasta que morían. es solo ahí donde la mujer cuenta con poder y capacidad de decisión.64). de su autoconcepto. Pero esto cambia al presentarse la menopausia y dicha valoración cae considerablemente (M = 25. en los resultados obtenidos se puede apreciar que en esta muestra resultaron más altos de lo esperado. aunque es un elemento ambivalente. en donde. puede estar mediado por razones. en ciertas épocas. Se encontró que los niveles de educación. para la población de Mejicanos existen ciertos porcentajes en cuanto a los niveles de estudio alcanzados.

o Téc. Lic. Comparación de medias de la dimensión ocupacional según niveles de educación entre menopáusicas y grupo control. en función de su avance profesional/académico.50 25.5% mantienen una relación entre bastante y poco aceptable y que solo un 3.6° 7° . en contraposición.50 27. Así. pero en ambos casos no existen diferencia en cuanto a los puntajes de este factor que pudieran ser atribuibles a la presencia de la menopausia.9° Bachiller Sup. la menopausia determinará una etapa dura. Confirmando. que indicaba la percepción y el grado de satisfacción de las interacciones en relación a la cercanía que pueda tener con la familia. Entre los elementos socioculturales que se esperaba que podrían estar mediando en el valor del autoconcepto. hay cierta uniformidad en los resultados comportándose ambos grupos de manera muy parecida.50 26. amigos y vecinos.2% no mantienen ninguna relación . En cuanto a la dimensión social del autoconcepto también. En cuanto a las relaciones con los vecinos. durante la etapa de la menopausia se da sin lugar a duda una revaloración de vida y de los proyectos propuestos a lo largo de la misma. es en este sentido que la educación como actividad y proyecto de vida para algunas.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 25 Figura 2. se ve reflejado en la dimensión ocupacional del autoconcepto. sobre las mujeres cuyo proyecto de vida se circunscribe de manera tradicional a la maternidad y roles exclusivos vinculados al hogar. a las mujeres que elaboraron sus propias metas personales. la mujer retoma las actividades en las que ha dedicado parte de su vida.00 26. por el hecho de perder la capacidad reproductora. entonces. no sólo porque determina al cese de la fertilidad. se encontró que en el 79. voluntario.00 27. de hecho. sino también porque socialmente existe una vinculación a la vejez. en algún sentido. Y como resultado de este proceso. o que pertenecen a algún grupo político. Dicha dimensión fue evaluada por medio de dos factores. se encontraban la influencia de las relaciones y que para la presente investigación se tomó en cuenta la relación con vecinos y las relaciones con compañeros de trabajo.00 25. se mantiene la hipótesis nula: No existen diferencia significativa en el valor de la dimensión social del autoconcepto. la menopausia por ser un acontecimiento natural relevante. religioso o de amistad que proporcione en cierta medida un bienestar. o más Total Nivel de educación Estas dos diferencias pueden ser explicadas partiendo de la base que.50 Ninguna 1° . Control Menopausica Medias factor ocupacional 28. lo expresado por Rondón (2008). debido a la menopausia.00 24. siendo uno de ellos el afiliativo.

033) < 0.147. ya que ese extremo es considerado como una característica negativa. se encuentra una leve diferencia. evitando ser una persona caracterizada principalmente como comunicativa. Al realizar un análisis más detenido con el subgrupo de mujeres que puntuaron alto en este factor y comparando ambos grupos. una posible explicación. era frecuente que las participantes expresaran que la relación era escasa. en el que la vecindad se consideraba una fuente de retroalimentación social para sus miembros. no se puede determinar conforme a la literatura. p (0. Así pues. a este leve descenso en los puntajes de la expresión social por parte de las menopáusicas. emociones o pensamientos entre las mujeres que viven la menopausia y el grupo control.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 26 con sus vecinos. [(t (193) = 2. conformada por tres elementos (estado de ánimo. diferente. características tales como el ser sociable.05]. entre ellos las diferencias que se hacen a partir de pertenecer a uno u otro sexo. paralelamente se encontró una limitante y es que también deben de ser reservadas. desenvuelta. En alguna medida. . afectividad y salud emocional). respecto a la dimensión emocional del autoconcepto. debido a la menopausia. sin embargo. siendo más baja la media para el grupo de las mujeres menopáusicas. manifestaba mantener buenas relaciones. amigable. se puede afirmar. además de saber expresarse ante los demás se vuelven propias de ellas. que el cese de la fertilidad disminuye levemente el exponerse socialmente y este hecho pudiese estar asociado tanto a malestares propiamente físicos. Por otra parte. para lo cual los datos reflejaron que ambos grupos se encuentran a un mismo nivel en el valor de este factor. En nuestro contexto son diferentes los requerimientos que deben de cumplirse y es particularmente a la mujer que socialmente se le caracteriza por ser quien se manifiestan más abiertamente la expresión de sus sentimientos y emociones. dependen de diversos factores. esta situación aunque sí es susceptible a la estadística. es básicamente a no tener conflictos con ellos. Ante esta interrogante. pero realmente una verdadera interacción no existe o son muy escasas. divertida. A lo que las mujeres de esta población llaman o le dan significado a tener buenas relaciones con sus vecinos. comunicativa. a lo encontrado por Herrera y Martín-Baró (1978) en su artículo “Ley y orden en la vida del mesón”. al igual que las anteriores se mantiene la hipótesis nula: No existe diferencia significativa en el valor de la dimensión emocional del autoconcepto. en la que compartían solo el saludo. Sin embargo. Las expectativas sociales sobre la adecuada conducta de las personas. que mide la expresión de los sentimientos. El factor social expresivo que es también una sub-escala de la dimensión social. como a ideas preconcebidas en las cuales ya no siente que encaja y que no cumple con lo que la sociedad espera de ella.

ternura. Un hecho importante en el factor estado de ánimo. lo encontrado. existe un leve porcentaje que se inclinó a optar por ubicarse como vencidas. apunta a que independientemente las participantes se estén en la menopausia o que aún no la haya experimentado. Desmond (2001) y Martín-Baró (1980).Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 27 El factor estado de ánimo. ya que desde la infancia se le refuerza con énfasis la dimensión emocional del autoconcepto en la que se incluye a su vez. las mujeres del estudio manifestaron ser cariñosas a un mismo nivel. tales como educación inconclusa. en cuanto a su estado de ánimo. no experimentación de la maternidad. El segundo factor dentro de la dimensión emocional es el factor afectividad. para con las personas que le rodean (pareja. es decir. afectividad. pacífica. de si son personas triunfadoras o vencidas. que aunque afirmen ser personas optimistas. que las mujeres del estudio manifestaron ser optimistas se pudo constatar un descenso cuando se les pide que se considerasen en relación. el cual valora sobre la internalización de sentimientos o a la ausencia de éstos con respecto a otras personas. hecho que llama la atención. calmada. surge al analizar con mayor detalle lo referente a contar con pareja. son aspectos de la historia personal. el conjunto de emociones y sentimientos que experimentan a través de las distintas situaciones que viven y la forma en que estos se manifiestan. el contar con una pareja esta dentro de lo que MartínBaró (1990). el cual buscaba identificar la tendencia a manifestar diferentes estados de ánimo. contrario al grupo control. es el primero de los elementos de la dimensión emocional. como características asociadas culturalmente al sexo femenino y que son reforzadas y naturalizadas ante la posibilidad de la maternidad en ellas. que para esta población especifica. los que intervinieron en sus respuestas. pues son ellas quienes en este factor presentan una mayor valoración en su autoconcepto. denominó como “el puerto al que toda mujer desea llegar”. independientemente de si han experimentado la menopausia o no. conciliadora. . hijos. Sobre esto. En tal sentido. formar un matrimonio y vivir su realización a través de su familia. La mujer socialmente se caracteriza por ser quien manifiesta más abiertamente sus estados de ánimo tales como: alegre. una percepción de sí misma como frágil y necesitada de cuidados especiales (Gaborit et al. No cabe duda que ante esta situación. como alegría o tristeza. nivel de optimismo y las descripciones que la persona hace de sí misma sobre dichos estados de ánimo. Parece ser. falta de pareja o divorcio. para lo cual el grupo de las mujeres menopáusicas manifestó valores más altos en su media. entre otras. evidenciándose. generosa. Asimismo a pesar. sintiéndose triunfadora y feliz al conseguir llegar a este puerto. familia). 2003). aluden sobre la sensibilidad. mantienen puntuaciones altas.

recordando que en los tres factores que componen la dimensión emocional. el hecho de contar con una pareja intervenía positivamente sobre su estado de ánimo. se muestra una tendencia marcada por la disminución de los puntajes conforme la vivencia de la menopausia. en este factor de salud emocional. de forma involuntaria se puede estar produciendo una disminución en dichas características. experimentará la menopausia como una pérdida. La disminución de los niveles hormonales. vive en gran medida. ya que todos esos cambios no pueden ser atribuidos a factores biológicos. pues a pesar que en el factor anterior eran las menopáusicas quienes presentaban valores más altos e inclusive.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 28 Este dato se retoma con mayor profundidad. se valora la internalización de sentimientos y la forma en que éstos se manifiestan. podría asociarse a los cambios repentinos en los estados de ánimo de las mujeres. De hecho. pero si sus relaciones sexuales y de pareja eran satisfactorias antes de la menopausia llegara a vivir ésta como un suceso positivo y dar paso a un incremento de la libido. y todo esto atribuido como consecuencias físico-hormonales. con lo que algunos autores mencionan. actitudes negativas hacia la sexualidad. tomando en cuenta sus experiencias previas de éxito o fracaso. que la conducta sexual de mujeres en la menopausia se encuentra estrechamente ligada a factores como: problemas de pareja (emocionales y de salud). su sexualidad y su cuerpo desde la importancia de la fertilidad. A pesar. En este sentido. experimentando la menopausia como una pérdida hasta de características afectivas. ello puede . tienden a generar inconsistencias con respecto al nivel de control emocional. Relación que en estos tres factores se ha venido analizando a detalle. inverso a lo que se venía presentando. Relacionándose. pues. donde ambas mantenían similares puntuaciones. por la variación de los resultados. que se tiene sobre las emociones en las interacciones sociales o como consecuencia de sus éxitos o fracasos. Así. que ante el cese de la posibilidad procreadora. dando cabida a la predisposición de los conflictos interpersonales. y es de considerar la posibilidad de la actitud hacia el propio papel reproductor. Es decir. que el hecho de tener pareja es muy positivo para las mujeres. ya que tienden a decrecer en los puntajes de este factor con la menopausia. En este análisis se encuentra lo contrario. Lo cual. además de una incomprensión por parte de la pareja ante estos desajustes. Es por ello. es hasta que aparece la menopausia donde este factor sufre una caída considerable. si la mujer sólo vive su sexualidad y su cuerpo desde la importancia de la fertilidad. El tercer factor de la dimensión emocional considera a la salud emocional haciendo referencia al grado de control. pero esto no necesariamente es así. asociados a sentirse incomprendidas por las personas de su entorno y en específico en aquellas que cuentan con pareja. esa leve disminución por parte de las menopáusicas en comparación con el grupo control genera un hecho importante. Por lo que las mujeres de la presente población. además del grado de control emocional que las personas experimentan a diario.

ya que las disminución en la producción de estrógenos. La investigación propuso un planteamiento teórico con el fin de describir la valoración del autoconcepto de mujeres debido a la vivencia de la menopausia. en las participantes tomadas en la muestra. comienza a desempeñarse el papel que socialmente se espera de ellas. es decir que los estados de ánimo. la estabilidad en las relaciones y comunicación con los vecinos y compañeros de trabajo no difieren en las mujeres a partir de la vivencia de la menopausia. en la que no es una relación simple. teniendo como base la sintomatología que popularmente es atribuida a quienes atraviesan por esta etapa. donde la mujer tiene que conquistar espacios para reducir así la brecha de género. para apoyar el hecho de las medias similares en el valor del autoconcepto y sus dimensiones. que es en el ambiente laboral. En resumen. de tal manera que ante la aparición de los primeros síntomas físicos. el sueño e incluso en las diferentes funciones sexuales. como alegría o tristeza. Contar con una labor fuera del hogar conlleva a mayor independencia y autonomía económica. que son mediadas por cambios progresistas en las actividades y papeles de la mujer actual. se mantiene la hipótesis nula de que no existen diferencias en el valor del autoconcepto de mujeres debido a la menopausia. No obstante se brindaron explicaciones hipotéticas. es decir que las conductas sociales que fomentan la cercanía entre los individuos. fácil exaltación. las comparaciones entre ambos grupos no resultaron estadísticamente significativas por la intervención de aspectos sociales. que buscan las relaciones armónicas en la convivencia familiar. que hace referencia a la percepción que la persona tiene de sus interacciones y el grado de satisfacción o insatisfacción procedentes de las mismas y del mismo modo en el valor de la dimensión emocional. se pudo visualizar la existencia de relaciones entre el autoconcepto y algunos elementos socioculturales. como los olvidos. lo cual puede conducir al aislamiento social y a la pasividad en casos extremos. les lleva a algunas mujeres a elaborar ciertas defensas.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 29 explicarse a que se confirman las representación social asociada entre menopausia y vejez. depresión. ya que. Y al mismo tiempo se constató. Manteniendo así que no existen diferencias significativas en la dimensión ocupacional. además de . conlleva a cambios físicos en el sistema cardiovascular y en el sistema urogenital. ansiedad. nivel de optimismo. En el que además. personas fácilmente irritables y con menor control de sus emociones. replegándose sobre sí mismas. etcétera. y las descripciones que la persona hace de sí misma sobre dichos estados de ánimo no se encontró diferencia significativa. De igual manera no se encontró diferencia significativa en el valor de la dimensión social. No es de descartar que finalmente pudiera deberse a una relación directa de los síntomas físicos los que provocan dichos descensos de la dimensión emocional. así como en lo que social y culturalmente se espera de ellas. de la calidad de vida de cada mujer (MSPAS 2008).  Durante los últimos años se maneja y fomenta la idea. Del mismo modo puede explicarse bajo el hecho de una profecía auto-cumplida..

Así. son las amas de casa las que tienen el autoconcepto más alto. sino también psicológico. proporcionando información adecuada que posibilite a la mujer entender su cuerpo y que le ayude a enfrentar el impacto biopsicosocial que implica. elementos que fortalecerían el autoconcepto. Sin embargo. Diseñando una política pública no solo desde el abordaje biológico. basados en competencias. seguidas de las que poseen negocio propio y por último las que poseen un empleo fijo. pues. como grupo focales y entrevistas a profundidad que permitan mayor expresión y detalle del tema. pero también actúan como un medio a través del cual las personas satisface sus necesidades materiales y emocionales. lo que supone. sus consecuencias.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 30 aumentar el número de relaciones con diferentes personas y por ende. así como aquellas después de vivirla. Datos del Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social. sería importante emplear una metodología mixta para analizar este fenómeno. es que. Retomando esta temática no solo a nivel de unidades médicas. Lo que lleva a algunas mujeres de esta población a experimentar esta etapa como una pérdida de esas características afectivas. se podrían indagar elementos de manera más exhaustiva que permitan plantear una comprensión y una explicación más amplía de la relación entre menopausia y el autoconcepto. de esa manera. se considera necesario continuar investigaciones con mayor profundidad en el impacto que tenga el autoconcepto de las mujeres que aún no han vivido la menopausia. Y evitar así visiones estereotipadas y negativas sobre la etapa. De tal manera que se puede considerar que están más asociadas al periodo reproductivo de la mujer y no a la mujer misma. Un aspecto relevante. sino también a nivel nacional. a la vez que mitigue las ideas erróneas y la ambigüedad en las definiciones existentes. no se están valiéndose ni de los vecinos ni de sus respectivos compañeros de trabajo como potenciales redes de apoyo. con el fin de brindar una mayor cobertura en la atención multidisciplinaria en dicha etapa de la vida y. proporcionar mayor información actualizada y contextualizada sobre el autoconcepto y menopausia. la sociedad deja de valorar esas características para estas mujeres. Sin embargo al llegar a la menopausia. Debido a la complejidad de la construcción del autoconcepto. se ha incrementado con el transcurso de los años y anuncia que continuará aumentando. En nuestra cultura. al mismo tiempo. que también se pudo constatar para esta población específica de mujeres.  . Así también. para las mujeres que les permita explorar las experiencias y conocimientos que tengan respecto a la etapa de la menopausia. combinando con técnicas cuantitativas y cualitativas. A pesar de que son las relaciones sociales las que tienen diferentes funciones. un aumento de sentimientos positivos al sentirse valoradas por los demás. para las mujeres de esta población se pudo constatar que durante la menopausia. se educa y espera de las mujeres la manifestación y despliegue de emociones características que son asociadas a su feminidad. por un lado son un fin en sí mismas. a una red de apoyo potencialmente más amplia. que englobe la realidad de la mujer a nivel social y cultural. el autoconcepto tiende a descender en las mujeres que están en actividades fuera del hogar. que revelan datos como la esperanza de vida de las mujeres a nivel global. orientar talleres programados en estrategias pedagógicas.

S. Recuperado el 20 de marzo del 2012. (2001). S.mx/handle/123456789/30072 Charlton. Recuperado el 18 de abril de 2012 de: http://www. Recuperado el 21 de febrero de 2012 de: http://digitooluam.sv/util/datos/Resultados%20VI%20Censo%20de%20Poblaci% C3%B3n%20V%20de%20Vivienda%202007.minec. Programa de calidad de vida en la menopausia. Barcelona.. Y. Anastasi. C.php?option=com_content&view=article&id=201:dige styc&catid=1:noticias-ciudadano&Itemid=77 FESAL (2009). México: Prestice Hall. D.org. Fundamentos en Humanidades. A.pdf Castillo. El Salvador.es//exlibris/dtl/d3_1/apache_media/L2V4bGlicmlzL2R0bC9kM18xL2 FwYWNoZV9tZWRpYS8yNzYxNQ==.greendata. Algunas consideraciones en relación a la incidencia del . El Salvador. de: http: // www. (2008).aseteccs. El Salvador. y Urbina. Barrios. Universidad Miguel Hernández.: Ministerio de Economía.fesal.pdf Desmond. Plaza & Janés.uaemex. 101-102:107-112. El Salvador. Balaguer. Recuperado el 14 de junio de 2012. EHPM. Recuperado el 19 de junio de 2012 de: http://www. (Tesis licenciatura en enfermería) Universidad Veracruzana.Costa Rica. Bruel. Climaterio y Menopausia. Recuperado el 21 de abril de 2012 de: http://www. T.pdf Dirección General de Estadística y Censos (DIGESTYC) (2010). M.gob. (7ª Edición). R. El Salvador. (1998). Recuperado de: http://redalyc. (2009). Recuperado el 20 de abril de: http://www.censos.com/revista/pdf/v03/menopausia. Díaz. Habilidades Sociales y Autoconcepto. (2008). J (2010). Encuesta Nacional de Salud Familiar 2008. L. Un estudio acerca de la relación entre autoconcepto y los estilos de vida en la adolescencia.: UCA Editores.psicologiaonline. de http://cdigital. VI Censo de Población y V de vivienda. Cómo hacer una tesis de graduación con técnicas estadísticas. Revista de Ciencias Sociales..Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 31   Referencia Bibliográfica Agreda. San Salvador. Un abordaje de la problemática del climaterio. S. San Salvador. Yuli. Volumen III-IV.: Ministerio de Economía. G. Valencia. (2003). I. (2001) Masculino y femenino: claves de la sexualidad. Revista profesional española de terapia cognitivo-conductual.gob. G. E. (2005).uv. Encuesta de Hogares de Propósitos múltiples.sv/index. (1993). San Salvador. una mirada de género. (Tesis doctoral) Universidad Autónoma de Madrid.sv Flores. Campo. (Tesis Licenciatura en Psicología) Universidad Centroamericana José Simeón Cañas. Representaciones sociales de género: Un estudio psicosocial acerca de lo masculino y lo femenino.mx/pdf/153/15310209.ads..pdf Dirección General de Estadística y Censos (DIGESTYC) (2007). Autoestima en mujeres en etapa de climaterio. Test Psicológicos. y Pastor. y García.com/ciopa2001/actividades/56/ Bonilla.

A.pdf Herrera. El Salvador: ISDEMU.udlap.si. (Tesis de maestría) Universidad de las Américas Puebla. UCA Editores. A (EUNSA). Estudios Básicos de Derechos Humanos IV. Recuperado el 16 de abril de 2012 de: http://redalyc.mx/u_dl_a/tales/documentos/mocl/jimenez_s_lm/capitulo_1. Santori. J. M. y Martín-Baró. 23 (1).Número I (17/2008) pp 235/252. Marcelino (2010). V. (ISSS) (2009).medigraphic. de: http://fundamentos.. M. Revista de Psicodidáctica.es/dspace/bitstream/10171/21388/1/AUTOCONCEPTO%20Y% 20RENDIMIENTO%20ESCOLAR. (ISSS) (2007). Instituto Salvadoreño para el Desarrollo de la Mujer.uaemex. Recuperado el 17 de junio de 2012. Recuperado el 17 de junio de 2012.uaemex. y Tourón. M. Paz. McGraw-Hill Interamericana. Significado psicológico. El Salvador. Evaluación del autoconcepto: una escala multidimensional. Año IX. Revista latinoamericana de psicología. España: Ediciones Universidad de Navarra.pdf Goñi. La construcción de las humanas. 803-828. Jiménez. (1991). actitudes hacia la menopausia y autoconcepto en mujeres en la etapa adulta media. Vol. El Salvador.. (1996). Rodríguez.. L. Argentina. Recuperado el 17 de junio de 2012 de: http://redalyc. 78(4): 232-237. Anuario Estadístico ISSS.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 32 vínculo madre .. A. Situación económica de la mujer en El Salvador: período (2000 .48.. (2008) El autoconcepto: Perspectivas de investigación. H. Recuperado el 20 de mayo de 2012 de: http://catarina.edu.F. Frecuencia de los síntomas del síndrome climatérico. Ob.pdf López A. A. Instituto Salvadoreño del Seguro Social. 13. (2006) El impacto psicológico en el autoconcepto de las personas que han revelado su orientación homosexual a su familia.. San Salvador. Funcionamiento en red de los centros de atención del ISSS. de: http://dspace. (2003). de: http://www. Núm. Autoconcepto y rendimiento escolar y sus implicaciones en la motivación y en la autorregulación del aprendizaje. E.30/SeminarioCETis/Documentos/Doc_basicos/5_biblioteca_virtual/3_ d_h_mujeres/24.mx/pdf/805/80523102. M. España. San Salvador.hija en la modalidad de transitar esta turbulenta experiencia emocional.. Universidad Nacional de San Luis. (2002) Investigación del comportamiento. C. San Salvador. El Salvador.mx/src/inicio/ArtPdfRed. Revista Ginecología y Obstetricia de México. L. (2004). La Rosa. González. F. Recuperado el 20 de abril de 2012.html Kerlinger. y Naves. A.ar/pdf/revista-17..2002). Más allá de la invisibilidad: disparidad de género en El Salvador. ECA.pdf Gaborit.pdf Lagarde..cit. 1. (1994). (1978). 15-33. UCA. S. Ley y orden en la vida del mesón.com/pdfs/ginobsmex/gom2010/gom104e. y Díaz L. 2009. Lee. (Trabajo de Licenciatura en . Identidad de Género y Derechos Humanos.unav. Recuperado el 10 de julio de 2012.unsl. 360.4. (ISDEMU) (2004). México D. San Salvador. M.jsp?iCve=17513105 Hernández. 69-96 Universidad del País Vasco. de: http://200. pp. Instituto Salvadoreño del Seguro Social. N.

CEPAL. Vol. Acción e ideología: psicología social desde Centroamérica II. El Salvador.. S. H. A. El Salvador.php%3Fgid%3D211%26option%3Dcom_docm an%26task%3Ddoc_download+&hl=es&gl=sv&pid=bl&srcid=ADGEESgVpJkMyH KrCnNJtKIMt-GDf85YTDWGy5j25zyfAoX65c4B15llZ1p-rScpIkGcDSu7CsDdOAuegdyZodM_bwC2GETIpXctP0tW9F_XmZxOkBmumq_mz9bbkb vFTabXm54Y5OR&sig=AHIEtbTcpg81I2jygnyVgg8rofn9KIa2_g Ortega. A. (2007). VII No. McGraw-Hill. C. IX. Bogotá Colombia. Recuperado el 03 de julio de 2012 de: http://www. Infertilidad. El Salvador. Y. (1990). Revista de Psicología de El Salvador. (2005). UCA.org/RFautoconcepto.eclac. Desarrollo Humano. y Wendkos.pdf?sequence=1 Organización Mundial de la Salud (OMS) (2010).google.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 33 Psicología) Universidad Centroamericana “José Simeón Cañas”. San Salvador. A. 265-277.com/viewer?a=v&q=cache:ax63utmGzAJ:new. San Salvador. Martínez. Nº 37. Recuperado el 21 de abril de 2012 de: http://catarina. (2001). Vol. Recuperado el 19 de junio de 2012 de: https://docs. El autoconcepto profesional en la formación docente. I. pp. El Salvador. San Salvador. San Salvador. y Castillo.cat/bitstream/handle/10803/10182/moreno. Revista formadores. Pappalettera. La imagen de la mujer en El Salvador. Revista ECA.. Climaterio/Menopausia. La mujer salvadoreña y los medios de comunicación masiva.paho.. G. UCA.cesca. 29.pdf Papalia.pdf . Tegucigalpa. Normas y Procedimientos de atención para: Planificación familiar. San Salvador. 380. C. Martín-Baró. puerto y cárcel para la mujer salvadoreña.pdf Martínez. (1980). (Tesis Doctoral) Universidad de Valencia. Sánchez. San Salvador. I. D.formadores. I. Percepción de conductas violentas entre iguales y autoconcepto. (2003). N. Recuperado en 29 de mayo de 2012 de: http://tdx.org/mexico/publicaciones/sinsigla/xml/4/22434/Final-ago2005a. Martín-Baró. Centeno. Martín-Baró. San Salvador. El Salvador.. M. El Salvador. M.. 253-266 UCA. Creencias sobre una mujer con Histerectomía. 557-568. (1988). (2005) Masculinidad y factores socioculturales asociados al comportamiento de los hombres: estudio en cuatro países de Centroamérica: UNFPA . La familia.org/hon/index. C.. R. (2011). Rubio. Martín-Baró. S. Octava edición. Recuperado el 02 de julio de 2012 de: http://www.mx/u_dl_a/tales/documentos/lps/martinez_h_m/capitulo1. (Tesis de Licenciatura en Psicología) Universidad Centroamericana “José Simeón Cañas”. Guía de Atención clínica del Climaterio y la Menopausia. España. (Tesis de Licenciatura en Psicología) Universidad de las Américas Puebla. D. y Kepic. UCA.udlap. I. (2003) Un estudio de la influencia del autoconcepto multidimensional sobre el estilo de vida saludable en la adolescencia temprana. A. Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS) (2008). El Salvador Moreno. Revista de Psicología de El Salvador.

de: http://www. (2008).org.unifemweb.sv/2007/idh/content/view/25/101/ Rodríguez. Trabajo que no se mira ni se toca. Recuperado el 28 de junio de 2012 de http://www.: Editorial URANO.pdf Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) (2008). Revista Peruana de Ginecología y Obstetricia.mx/documents/cendoc/economia/ecogen32.Diferencia en el valor del autoconcepto ante la vivencia de la menopausia 34 Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) & Fondo de Desarrollo de las Naciones Unidas para la Mujer (UNIFEM . Academia de Ciencias de Enfermería de Bizkaia.pdf Rondón. M.pnud. Recuperado el 28 de abril de 2012 de: http://acebenfermeria.org. Conferencia de “Menopausia: mitos y realidades”.siglas en inglés) (2009). S. (2008).pe/bvrevistas/ginecologia/vol54_n2/pdf/a07v54n2.unmsm..edu. 54:99-107. Recuperado el 28 de junio de 2012. Menopausia: La otra fertilidad: métodos naturales en el tratamiento de los trastornos de la menopausia.pdf Schneider. (1992).org/recursos/Menopausia__mitos_y_Realidades. Aspectos Sociales y Emocionales del climaterio: Evaluación y manejo. Aporte para una nueva relación entre el género y la economía. Informe de Desarrollo Humano El Salvador 2007-2008: El empleo en uno de los pueblos más trabajadores del mundo._Conferencia_d e_Sacramento_Rodriguez. S. Barcelona. Bilbao. Recuperado el 29 de mayo de 2012 de: http://sisbib. .

Anexo A Carta solicitud .

Introvertida 2. Incumplida 6. El espacio central indica que la persona ni es flaca ni obesa. Leal 7. Tranquila 19. O si es el caso. Agresiva 17. Amorosa 3. Capaz 20. Afectuosa 9. YO SOY… Muy 1. Feliz 18. Responsable 25. Estudiosa 15. Impulsiva 21. cuanto más cerca está de un adjetivo. Acuérdese que. Amargada 26. Animada 13. Conflictiva Bastante Poco Ni… Ni… Poco Bastante Muy Extrovertida Odiosa Comunicativa Noble Cumplida Desleal Deshonesta Seca Sincera Realizada Calmada Desanimada Respetuosa Perezosa Recta Pacífica Triste Nerviosa Incapaz Reflexiva Inepta Falsa Divertida Irresponsable Jovial Voluble Grosera Conciliadora . Inteligente 22. Honesta 8. como es y no como le gustaría ser. Frustrada 11. Aburrida 24. Irrespetuosa 14. Verdadera 23. dando una única respuesta en cada reglón. si no se percibe delgado ni obeso la “X” en el espacio medio. GRACIAS. Conteste aquí. Rencorosa 5. Si usted se cree muy obesa pondrá una “X” en el espacio más cercano de la palabra “muy obesa”. en general hay una distancia entre lo que somos y lo que nos gustaría ser. Mentirosa 10. Estable 27. Temperamental 12. Corrupta 16. en otro espacio. Contesta en todos los reglones. indica un grado mayor en que se posee dicha característica. Conteste en los reglones de abajo como en el ejemplo de arriba. si se percibe como “bastante delgada” pondrá la “X” en el espacio correspondiente.Anexo B Escala Multidimensional de Autoconcepto (La Rosa y Díaz Loving. marcando lo primero que venga a su mente. Ejemplo: Muy Bastante Poco Ni Poco Delgada Delgada Delgada delgada Obesa Ni obesa Flaca Bastante Obesa Muy Obesa Obesa En el ejemplo de arriba se puede verificar como hay siete espacios entre “delgada” y “obesa”. El espacio. 1991) A continuación encontrará un conjunto de adjetivos que sirven para describirle. tan rápido como le sea posible. Callada 4. Amable 28.

31. 36. 40. 50. 46. 52. Eficiente Egoísta Cariñosa Decente Ansiosa Puntual Tímida Desinhibida Amigable Reservada Deprimida Honrada Deseable Solitaria Trabajadora Fracasada Tierna Pedante Educada Melancólica Cortés Romántica Sentimental Pesimista Ineficiente Generosa Fría Indecente Serena Impuntual Desenvuelta Inhibida Hostil Expresiva Contenta Deshonrada Indeseable Amiguera Floja Triunfadora Ruda Sencilla Malcriada Alegre Descortés Indiferente Insensible Optimista Verifique si contesto en todos los reglones. 35. 43.29. 34. 30. 48. 51. 38. 49. 41. 42. 47. 32. ¡Gracias! . 39. 45. 44. 37. 33.

Acuérdese que. GRACIAS. de sociable. sería lo mismo. Contesta en todos los reglones. YO SOY Bastante Tímida Cercana Callada Incumplida Frustrada Temperamental Animada Irrespetuosa Agresiva Tranquila Capaz Impulsiva Aburrida Responsable Amargada Constante Amable Conflictiva Poco Ninguna Poco Bastante Sociable Alejada Comunicativa Cumplida Realizada Calmada Desanimada Respetuosa Pacífica Nerviosa Incapaz Pensativa Divertida Irresponsable Jovial Cambiante Grosera Conciliadora 01 02 03 04 05 06 07 08 09 10 11 12 13 14 15 16 17 18 . El espacio.Anexo C Escala Multidimensional de Autoconcepto (ADAPTADA) A continuación encontrará un conjunto de adjetivos que sirven para describirle. Conteste aquí. cuanto más cerca está de un adjetivo. O si es el caso. Ejemplo: Bastante Poco Ninguna Poco Bastante Tímida Sociable En el ejemplo de arriba se puede verificar como hay siete espacios entre “tímida” y “sociable”. Conteste en los reglones de abajo como en el ejemplo de arriba. si se percibe como “bastante tímida” pondrá la “X” en el espacio correspondiente. como es y no como le gustaría ser. indica un grado mayor en que se posee dicha característica. dando una única respuesta en cada reglón. marcando lo primero que venga a su mente. El espacio central indica que la persona ni es flaca ni obesa. Si usted se cree muy tímida pondrá una “X” en el espacio más cercano de la palabra “muy tímida”. tan rápido como le sea posible. en general hay una distancia entre lo que somos y lo que nos gustaría ser. si no se percibe tímida ni sociable la “X” en el espacio medio.

Eficiente Egoísta Cariñosa Puntual Cohibida Simpática Reservada Deprimida Agradable Solitaria Trabajadora Vencida Considerada Pedante Educada Melancólica Romántica Sentimental Pesimista Ineficiente Generosa Indiferente Impuntual Desenvuelta Hostil Expresiva Feliz Desagradable Amigable Desocupada Triunfadora Desconsiderada Sencilla Malcriada Alegre Simple Insensible Optimista 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 Verifique si contestó en todos los reglones. ¡Gracias! .

El cuestionario es anónimo. individual y confidencial.Anexo D FICHA DE IDENTIFICACIÓN A continuación encontrara unas preguntas. 5= Lic. le pido.00 46 a 50 NO Cuantos N°____ N°____ N°____ Muy poco Empleada $400.00 Nada Otra N°____ 51-55 02 03 04 05 06 07 08 09 10 $500. ¿Cuál es su edad? ¿Cuenta con pareja actualmente? ¿Tiene hijos? ¿Cuántos niños menores de 12 años viven con usted? ¿Cuántos adolescentes menores de 18 años viven con usted? ¿Cuántas personas adultas viven con usted? ¿Que tanto se relaciona con sus vecinos? ¿Cuál es su ocupación? Sus ingresos familiares mensualmente son aproximadamente de: ¿Que tanto se relaciona con compañeras/ros de trabajo? ¿Cuánto tiempo ha transcurrido desde su última menstruación? ¿Ha tenido histerectomía? (extracción del útero o matriz) ¿Ha tenido mastectomía? (extirpación de uno o dos senos) ¿Con qué frecuencia consume cervezas o licor? Nunca Bastante Encargada del hogar $200. las conteste TODAS. + 19 .00 o menos Bastante Si 40-45 SI No Ninguna Ninguna Ninguna Poco Negocio propio $300.00 o más 11 Poco Muy poco Nada 12 13 14 15 Menos de un año SI SI casi nunca más de un año NO NO Seguido muy seguido Atea 16 ¿Actitud religiosa? Creyente practicante Católica creyente no practicante No religiosa 17 Religión Evangélica Testigo de Jehová Otra Ninguna 18 0=n ¿Su último grado cursado? 3= Bachiller 4= T.

  165 Autoconcepto multidimensional 160 155 150 145 140 Bastante Poco Muy Poco Relación con vecinos Nada     Figura 4.Anexo E Relaciones con el autoconcepto multidimensional Figura 3.  165 160 multidimensional Autoconcepto 155 150 145 140 Creyente practicante Creyente no practicante Actitud Religiosa No religiosa   . Correlación entre el autoconcepto multidimensional y los ingresos económicos familiares. Correlación entre el autoconcepto multidimensional y la actitud religiosa.  165 Autoconcepto multidimensional 160 155 150 145 140 $ 200 $ 300 $ 400 Ingresos fam iliares $ 500     Figura 5. Correlación entre el autoconcepto multidimensional y el nivel de relacionarse con sus vecinos.

Técnica Pregrado Superior Autoconcepto multidimensional                                             .    Figura 6. Correlación entre el autoconcepto multidimensional y el nivel de educación.  165 160 155 150 145 Ninguna 1° .6° 7° .9° Bachiller Educación Edu.

43 44.05 ] [(t (155) = 1.34 169. F Autoconcepto Multidimensional Autoconcepto Multidimensional bajo Autoconcepto Multidimensional alto Dimension Ocupacional Factor Ocupacional Factor Ocupacional bajo Factor Ocupacional alto Dimension Social Factor Social Afiliativo Factor Social Afiliativo bajo Factor Social Afiliativo alto Factor Social Expresivo Factor Social Expresivo bajo Factor Social Expresivo alto Dimension Emocional Factor Estado de Ánimo Factor Estado de Ánimo bajo Factor Estado de Ánimo alto Factor Afectividad Factor Afectividad bajo Factor Afectividad alto Factor Salud Emocional Factor Salud Emocional bajo Factor Salud Emocional alto 370 157 213 Muestra % M 100 42.33 109 49.65 29.84 33.87 28.38 28.519 4.62 16.458 5.5 100 44.491 1.05] [(t (241) = 0.720 1.51 30.7 86 57.402) > 0.055) > 0.04 28.29 50.242 170. p (0.05] [(t (204) = 0.3 43.41 18. p (0.035 175 71 104 175 64 111 175 71 104 47.64 28.76 29.94 3.97 28.05 ] .350 .83 23.656 2.77 140.910) > 0.473 52.05 ] [(t (125) = -0.44 20.884 p (0.903) > 0.05 ] [(t (173) = -0.05 ] [(t (368) = 1.66 171. p (0.68 47.1 61.71 24.15 6. p (0.122 195 52.871.42 17. p (0.912 p (0.118) > 0.389) > 0.7 70 49.57 127 55.05 ] [(t (193) = 2. p (0.122.960) > 0.379 p (0.004 195 52.59 195 52.59 27.58 20.702 2.45 4.12 18.3 32.009.195 [(t (368) = -0.408 370 140 230 100 37.7 68 48.82 3.652) > 0.130 195 52.905 52.939 120 56.565 2.05] [(t (138) = -1.657 2.3 55.12 3.46 17.147.050.4 57.9 100 40.3 158.306 2.024 3.615 3.221 [(t (368) = -0.456 5.05 ] [(t (148) = 0.3 49.222 2.72 23.84 2.6 DE F 175 82 93 Grupo control % M DE F 195 Menopáusicas % M Prueba t diferencias de medias DE [(t (368) = 0.349 2.71 14.55 195 52.775 1.60) > 0.860 p (0.446 3.Anexo F Comparación de medias en el valor del Autoconcepto y sus dimensiones. p (0.49 30.05 ] [(t (354) = -0.114 3.197 175 64 111 175 87 88 47.7 93 56.70 22.27 18.756 1.781 2.09 2.558 3.354 3.837) > 0.2 26.509 p (0.458 3.3 25.7 158.622) > 0.839.35 45.83 2.22 26.71 22.05 ] [(t (368) = 0.611) > 0.5 24.05] [(t (228) = 0.353 1.05 ] [(t (218) = 1.710 1.17 2.550.074 [(t (368) = -0.168 2.91 23.3 52.3 50.346 3.39 4.23 144.156 142.69 28.95 23.32 195 52.522 5.507 5.82 32.83 27.7 30.7 100 47.74 25.677 2.13 28. p (0.35 25.7 28.70 23.69 33.76 17.3 51.71 102 49.452.34 27.181 .326 2. p (0.206.84 28.033) < 0.32 4.05 ] [(t (211) = 2. p (0.3 65. p (0. p (0.3 50.32 25.962 2.605) > 0.29 107 54.445 43. p (0.71 23.41 47.88 14.28 21.26 0.556 1.7 63 49.67 50.45 47.244.7 88 50.249 2.86 29.51 17.164 175 72 103 47.597 1.358.569.54 25.38 6.3 42.71 23.509 3.519.123) > 0.494.5 59.39 13.05 ] 158.362) > 0.385) > 0.808) > 0.09 17.39 45.05 ] [(t (139) = 0.356 1. p (0.209 2.705) > 0. p (0. p (0.05] [(t (162) = -0.455 5.177) > 0.99 33.046) < 0.482 47.16 6.47 2.8 62.931.88 23.78 26.61 132 54.71 45.80 3.09 32.05 ] 370 127 243 370 175 195 100 34.39 25.113.65 125 54.351 3.05 ] 370 141 229 370 150 220 370 164 206 100 38.421 75 47.05 ] [(t (226) = -1.