Está en la página 1de 110

El Club de las Excomulgadas

Agradecimientos
Al Staff Excomulgado: Nelly Vanessa por la Traducción, Anna_abc por Corrección de la Traducción, Taratup por Corrección, a AnaE por la Diagramación, Xanabel por la Primera Lectura Final Y Zaphira por la Segunda Lectura Final de este Libro para El Club De Las Excomulgadas… A las Chicas del Club de Las Excomulgadas, que nos acompañaron en cada capítulo, y a Nuestras Lectoras que nos acompañaron y nos acompañan siempre. A Todas….

Gracias!!!

Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I 2

El Club de las Excomulgadas

Argumento
Las mujeres responden a la testosterona sin pensarlo... Contaminada por los malos recuerdos de una traición, Mary Wickes sabe que involucrarse con el miembro del equipo SWAT Dace "Hard Men" Banovic sería un gran error. Sin embargo, trabajar con él durante seis meses en el departamento del sheriff le ha demostrado que a las hormonas no les importa lo que piense - sólo lo

Los hombres responden a la suavidad de una mujer sin pensarlo... Dace está desconcertado por las tácticas de evasión de Mary, y aunque ha tratado de ignorar la poderosa atracción que siente por ella, no puede evitar querer aprender todo lo relacionado con la mujer que ha deseado desde hace meses. Cuando el peligro llega, a veces les toma a un hombre y a una mujer especiales llevarlo a cabo hasta el final... Cuando una situación de rehenes los obliga a enfrentarse a sus miedos, Mary y Dace deben encontrar el coraje para enfrentar los sentimientos que tan duro han estado negando.

Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I 3

que desea.

El Club de las Excomulgadas

Capítulo 1
Las mujeres están programadas para responder al macho alfa de una manera sexual. No pueden resistir la testosterona. Mary Wickes veía al psicólogo del programa de televisión pronunciando las palabras en la pantalla plana montada, en la lejana pared. Gracias a Dios por los subtítulos. El ruido en el bar se había intensificado en los últimos minutos mientras la multitud del viernes después del trabajo entraba espolvoreando nieve y lista para lo que el valiente noticiero preveía sería una maldita fuerte tormenta. Podrían también celebrar que la tormenta venía con un trago de whisky o una copa de vino. "Las mujeres también buscan la protección de un macho alfa y responden a él, como lo hacían hace miles de años", decía el subtítulo de la pantalla. "Las mujeres son esclavas de su biología." "Baboso", dijo Mary en voz alta, después miró a su alrededor con la esperanza de que nadie la hubiera oído hablar con la televisión. Nop. La gente se reía, hablando sobre la música a todo volumen. "Las mujeres no pueden resistir cuando la química del hombre coincide con la de ella", decía la mujer. "Es como magia. La llamada es casi imposible de ignorar." Mary resopló en desacuerdo. "Bien". Se movió en su pequeño stand. Esa pseudo-psicóloga afirmaba que las mujeres no tenían ningún control sobre sus mentes, sobre sus cuerpos. Qué loca total y absoluta. "Hay una disposición biológica que explica por qué las mujeres encuentran a los hombres con hombros anchos, altura significativa, y unas... ejem... proezas sexuales, como algo evidente para excitarse. Él será probablemente un buen

Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I 4

El Club de las Excomulgadas
proveedor, un protector, y le dará hijos fuertes. Nos guste o no, el cerebro primitivo responde de esa forma." Mary hizo una mueca. Sí. Claro. Sus hormonas respondían una y otra vez al hombre equivocado, maldita sea. Admitiría que no era fácil, y se negaría a iniciar. ¿Quién querría realidad cuando el día de Acción de Gracias llegaría en tres semanas, y podría ocultarse del resto del mundo y disfrutar de paz y tranquilidad? Ella podía, en general, olvidarse del ajetreo y del bullicio, y pretender que el mundo exterior no existía, mientras se tomaba unos momentos para beber su vaso de vino

Este lugar... bien, no se ajustaba al ambiente de pequeña ciudad de Gold Rush en Colorado. Jóvenes y estudiantes gravitaban en ese lugar como una alternativa a las comidas en casa o en un restaurante local. Por tanto, se sentía agradecida. Este lugar bullía con una energía en la que necesitaba perderse por completo. "Los hombres responden a las mujeres que ven como buenas criadoras", decía la psicóloga de la televisión. "Es esa la razón por la que las rubias se divierten más." Su boca se abrió, y por último se dobló, que había anticipado con deleite, no sonaba más tan delicioso. ¿El pelo rubio era indicio de ser una buena criadora? Más ridículo no podía ser, como su abuela materna habría dicho. Mary miró su hamburguesa. Ella había comido su enorme hamburguesa y patatas fritas con un completo gusto libre-de-culpa. Había ansiado hierro durante todo el día, muy consciente de su "come antes de que se aleje mentalmente", que era motivado por el cansancio y las horas extras de trabajo por una semana. Le gustaría explicar su reacción sarcástica a la psicóloga de la televisión por su volumen de trabajo, y el deseo de sus huesos doloridos por volver a casa y reescribir su currículo vitae. También explicaba su deseo de peso por saltar directo sobre cierto hombre, sobre su magnífico trasero y que le dijera que encontrara una vida que no incluyera sus molestas vibraciones sexuales. Destreza. Lo que fuera que la endiablada psicóloga en la televisión estaba diciendo.

Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I 5

tinto y disfrutar de su cena. El Bar de Luis estaba muy lejos de un ambiente de pub.

El Club de las Excomulgadas
Ella empujó a un lado su plato, saciada de carne roja, y bebió un sorbo de vino. No había nada como una sacudida de alcohol para sustituir su valentía. Necesitaba valorar si esperaba buscar un nuevo trabajo pronto. Pasar parte de su fin de semana diseñando un nuevo currículo vitae no reunía los requisitos de disfrutarse a ella misma. Aun así, tenía que hacerlo. Tenía que dejar Gold Rush antes de que su testosterona resultara en que Amanda Prather tenía razón. Y mi fuerza de voluntad se vaya al inodoro. Una vez fuera de Gold Rush, podría diseñarse una nueva vida sin trabas por las complicaciones masculinas. Se podía olvidar de este hombre en concreto que había tumbado todas sus defensas bien afinadas. Su suerte no había durado mucho. Había entrado a su vida, respirando la definición de sexo en un palo. La ruina de su existencia. La razón por la que tenía que huir, y huir rápido. Dace "El Hard Men1" Banovic. Casi gimió. Ella no había querido notarlo, pero lo había hecho de todos modos. Dace no era arrogante, pero el peligro definía su camino, y la confianza irradiaba de él. Su forma musculosa, dura como una roca realzaba todas esas cualidades, y no tenía que decir ni una palabra. Alto, moreno, guapo lo describía superficialmente. No, era todas esas cosas y ninguna, una dicotomía de texturas y singularidad que encontraba difícil de describir a cualquier persona que le preguntara. A medida que se acercaba, ella se bebió sus más de seis pies de masculinidad de hombros anchos. Tenía un tono oscuro de pelo que había empezado a disminuir en las sienes, y eso probablemente lo motivaba a mantenerlo militarmente corto. Lo cual no disminuía la simetría de su nariz y penetrantes ojos grises. Una cicatriz, apenas perceptible encima de su ceja derecha agregaba una mirada de Hard Men que una mujer parecía encontrar fascinante. Mientras se dirigía hacia Mary, supo que él la había visto. Ella no podía huir de la ley.

1

Hard Men: Hombre Duro, Hombre Fuerte.

Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I 6

Lo que no eres."." "Ahora ¿Quién está siendo una perra?" La diversión en sus ojos desmentía sus palabras. y piensa que eres en serio caliente." Su nariz se arrugó. por Dios. lo odiaba cuando sonreía. lanzando miradas hacia él y sonriendo. por supuesto. "También puede ser una perra. porque dos pequeños hoyuelos aparecían en sus mejillas y toda esa actitud de patea-traseros-y-tomar-su-nombre se transformaba en un combo devastador que nunca podría pasar por alto. ¿Cómo podría un hombre contener tanta testosterona y encanto en un solo paquete? No era justo. Dios. Después de todo. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I 7 .. dijo en defensa. ¿Qué motivo podría tener él para mirarla como si hubiera cometido un asesinato? Ella llevó el merlot a sus labios y bebió un pausado sorbo. Los dientes de Mary le dolieron. Por supuesto que lo habían visto. Mientras abría la boca para hacer un comentario inteligente. Pero su mirada estaba en ella. "¿Qué te trae por aquí?" "Coreen dijo te vas de Gold Rush". "Nunca se debe creer nada de lo que dice Coreen. ¿no? Sin embargo. Dace había llegado a su mesa y la había mirado. se resbaló frente al asiento. "No debería habértelo dicho. "Coreen es una buena operadora". Mientras caminaba entre las mesas.. con parte del pesado equipo de combate. eso definía todas las cosas que la psicóloga insistía en mencionar en la televisión. pensando en la mujer. para controlar su urgencia física. Él emitía energía desde su uniforme SWAT de manga larga. las mujeres levantaban la vista y lo admiraban. y ella lo miraba de regreso. Denise A.El Club de las Excomulgadas El SWAT había venido a llevársela. Es hermosa. Finalmente. tiene veinticinco. una mujer debía tener potestad para restringir sus respuestas. lo que no inmutó su longitud aristocrática ni un poco.

tratando de seguir el ritmo de sus zancadas con sus largas piernas. "¿Qué? No puedo oírte" "Te dije… Maldita sea. con un jadeo asustado. Por desgracia." "No lo hice. que tenía el distintivo de “Departamento del Sheriff del Condado" pegado en el frente. se puso de pie. Dace hizo una mueca mientras una nueva canción sonaba por los altavoces." Metió la mano en su bolso y puso dinero sobre la mesa por su vino y la cena. se deslizó desde la cabina. y trotó junto con él. Denise A. Agarró su bolso y abrigo de lana. agente?” Él la llevó a una esquina del edificio. la gente de la barra la observaba y el policía salió del restaurante de prisa. Su agarre aseguraba que debía seguirlo. su control no la lastimaba. Creo que Hetty George se fue de la lengua en Personal. ella cayó sobre su trasero con un golpe. "¿Por qué?" "Porque tenemos que hablar". Sus botas golpearon un trozo de hielo y. supongo que deberías haberlo pensado antes de dejarle saber sus planes. "Maldita sea. Para su sorpresa. en el estacionamiento. "¿Estoy bajo arresto. "Ven conmigo"." Antes que pudiera dar el último sorbo a su vino. Encantador. Probablemente pensaban que la había arrestado. bajo una farola no tan brillante. él la tomó del brazo. ¿cómo oyes encima de esta mierda?" Ella sonrió y se tocó la oreja derecha. Una vez afuera. "No". Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I 8 .El Club de las Excomulgadas “Entonces. se dirigieron directo hacia delante de su coche. Curiosa y un poco molesta. pero contenía su fuerza. no importa.

"Podrías haber hablado conmigo en el restaurante. ¿te dolió?" ¿Cariño? Nunca la había llamado así antes.El Club de las Excomulgadas "¡Ah. y la preocupación en sus ojos la tomó con la guardia baja. Sus grandes y muy bien formadas manos de hombre magnífico. más asesina que nunca. ¿estás herida?" Su carne estaba contra ella. la sorprendió en silencio. con su aliento saliendo más rápido. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I 9 . "Mary. con su mano en su hombro. "No creo que realmente te importe lo que piensen los demás." Hizo lo que le decía mientras ella luchaba con su abrigo. "Dios." Ella le entregó su bolso. Se sacudió la nieve de la ropa y se agachó para recoger su bolso y abrigo. Ponte el abrigo. con la preocupación entrecerrando sus ojos. se puso de pie y fuera de su alcance. "Aquí. Él la ayudó. Un inesperado calor se generó en su vientre. al sostener parte del abrigo. Denise A. Manos que ella había imaginado vagando por su cuerpo. Ella casi golpeó sus manos alejándoselas. Ella se recargó contra la pared de ladrillo. "Estoy bien. Su rostro se calentó. Tuvo problemas para meterse una manga. y comenzó a abotonarle la chaqueta. con la irritación y algo mucho más potente e impredecible temblando en su vientre. Su mirada se afiló. algo que nunca había experimentado antes. él ahuecó su mano alrededor de la parte trasera de su cuello y la miró a los ojos. demonios!" Dace se puso de cuclillas a su lado." Él se cruzó de brazos. Nerviosa por su atención." "¿Segura?" "Estoy bien". de manera eficiente. Para su sorpresa la agarró de las solapas. Ahora todo el mundo pensará que estoy bajo arresto. cariño. se las juntó. Cuando no habló. sostenme esto. Te morirás de frío.

"¿Por qué te importa? No es que no estuviera segura con él." Ella se pasó su pequeño bolso negro de cuero por encima del hombro. es un policía". realmente se te ve bien ese bolso. Después de todo." "Oh. “Decker es un tarado. "¿Qué?" "Ya sabes. Cualquier tipo de baile. "Sabes. Cuando te invité sabías que sería un baile. Me preocupaba que te involucraras con él. Captó su aroma a pecado masculino." Él estaba más cerca." La sorpresa la mantuvo en silencio durante un momento. Dace. gracias. y luego lo soltó. ¿Te acuerdas que tenía tres bailes con tu amigo Decker? Te vi mirándonos. ¿Recuerdas la fiesta?" Él hizo una mueca. Baile lento. Pero tampoco les tengo miedo como tú".El Club de las Excomulgadas "Caramba. "No me lo recuerdes. Estoy haciendo una conversación civilizada a pesar de que me sacaste de allí como a un trapo. Su gran forma se cernió sobre ella." Él gruñó y se la entregó. "No me gustan." "No te vi bailar tampoco. Ni siquiera sabía que te gustaran lugares como esos. pero encontró su voz." Un músculo de su mandíbula se apretó. "No podía oír con esa maldita música. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . pero incluso con la luz baja Mary vio a su expresión dura. Baile rápido. 10 Denise A." Ella arqueó una ceja y miró la bolsa colgando de su muñeca mientras se abrochaba el abrigo." “Así es." "¿Qué tiene mi preferencia al bailar que ver con todo esto?" "No lo sé. "Yo no te arrastré. tan cerca que su cuerpo sintió su calor. vamos.

le cosquilleó en el vientre y la calentó de adentro hacia afuera. Ella le apretó suavemente bíceps en una medida conciliatoria. "Cuando te tomé del brazo en el restaurante. Sólo me molestó. y luego se arrastró por su brazo con calor suave. a almizcle y cuero. Sus dedos rozaron su mejilla suavemente." "Bien"." Su voz sonaba áspera. Dace". Incluso a través de su escudo. Su aroma. Cuando estaba tan cerca y olía tan bien. Ella la oyó y la sintió. Me preocupa que cualquier mujer se involucre con un idiota como Decker. Después de ver el coche frente a este lugar supe que no podía esperar hasta mañana. ." "¿No podrías haber hablado conmigo el lunes en el trabajo?" "Diablos." 11 Denise A. "Por lo que Coreen me dijo. Preguntó. Se estremeció con el fuego que su toque creaba en sus venas. no te lastimé. "¿Por qué viniste a buscarme?". su toque encendió su excitación. Es un falso hijo de puta. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I "Maldita sea. ¿verdad?" La sinceridad salía de él en olas. Esta vez. no. Sentimientos primarios amenazaban con engullirla. lo decía en serio. podría comérselo con una cuchara. "Gracias. "Tú no me hiciste daño." No pudo discutir eso. pero he visto a mujeres enamorarse de su encanto." "Dime por qué estamos aquí de pie cuando la nieve empieza a caer.El Club de las Excomulgadas "No te haría daño físicamente.

"En Chicago sería auxiliar administrativo para siempre. Doce años en el departamento de policía de Chicago. y la distancia íntima envió su pulso a correr. "No es tanto por la estación. Los años están avanzando. Preguntó. "Dace." 12 Denise A. pues?"." "Todo el mundo necesita cambiar de vez en cuando. esa parte del edificio les daba un significativo refugio de la tormenta. "Dime por qué dejarás el departamento del sheriff". Estaba bien jodida. "Eso no es mucho tiempo. Maldita sea esa psicóloga. Pero no pensé que no estuvieras satisfecha en el departamento del sheriff". Sin embargo. La concentración salvaje de sus ojos la probaron de la forma en que un policía podía excavar en los secretos más oscuros de cualquier criminal. y estoy corriendo para ponerme al día. luego dos años aquí. después. Tengo treinta y cinco años." "Entonces." Se acercó." Ella levantó los brazos. Actúas como si el plazo se te hubiera terminado." "A todos se nos ha terminado. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Ninguno sabe lo que puede pasar mañana." Él se encogió de hombros. "¿Mary?" "Es hora de un cambio.El Club de las Excomulgadas El viento se arremolinaba en pequeñas escamas debajo de los aleros del edificio. "¿Por qué. también. Estoy cansada de hacer lo que debo y no lo que quiero. una ráfaga enorme voló. ¿qué? Tengo treinta y cinco años. he trabajado en el departamento dos años.

supongo que no puedo estar enojada con ella. con su ira irracional moviéndose hacia adelante." Ella respiró calmadamente. ¿Quieres decirme que durante todos esos años de trabajo con la policía de Chicago. y estoy segura que a ninguno les pedí salir con ellos." Ella casi se encogió con sus duras palabras. Algo así puede arruinar tu mente durante mucho tiempo. Además. si esto tiene alguna relación con lo que le sucedió a tu padre hace tantos años. "Mira. Ella no debió haberte dicho nada".El Club de las Excomulgadas Él se aclaró la garganta y el malestar cruzó su rostro. . Te oí decir algo. que me intrigaba. "Es complicado." Mary abrió los ojos." Dace puso las manos sobre sus caderas. "Increíble". hace varios meses. Fue entonces cuando me contó acerca de tu padre. Ella cerró los ojos y echó la cabeza hacia atrás. Sobre todo." 13 Denise A. "Todo lo que tenía que decir era que no. nunca saliste con un oficial de policía?" No puedo hacer eso. "Nunca". lo siento. "Le pregunté a Lakeisha si la policía de alguna manera te había lastimado. No le dije que la información era un secreto. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I chisme. ¿Cuándo te enteraste de lo de mi padre?" "Lakeisha". "Bueno. Le confesé lo de papá cuando estábamos compartiendo una botella muy grande de vino blanco en la noche de chicas. no muchos me invitaron a salir. "¿Qué me escuchaste decir?" "Dijiste que no querías volver a tener una relación con un policía. no un SWAT. Me mantuve a raya por largo tiempo hasta que la curiosidad pudo más en mí. "Maldita sea esta ciudad y su “Le pregunté.

mierda. Suspiró. "Sí. y entonces se rió entre dientes. Ella no quería hablar de la multitud de citas a ciegas pésimas que había tenido en los últimos años. ¿No?" "Habló de sí mismo durante toda la noche"." Gruñó él. Él poseía esa testosterona que causaba estragos y que la mayoría de los hombres SWAT tenían…. claro que la recordaba." Ella no quería pensar en él encontrando consuelo en los brazos de una mujer la noche del baile de caridad de los oficiales de policía. "Te veías muy feliz en el baile. "Pero lo siento por tu padre." "Ah. Pero honestamente." "Ya no me duele. así que se movió a otro tema. no podía evitarlo. "Janny me dio su número de teléfono. ella me dijo que eso era lo que había pasado. "¿Por qué te importaría?" 14 Denise A. Chico. "Estuvo bien." Sus hoyuelos aparecieron cuando sonrió. Hablé en voz alta. no podía culpar a las mujeres por babear por él." Oh. "Siempre y cuando tú no le hayas deslizado nada. Sus ojos se abrieron un poco." Suspiró. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I ." Ella la recordó." Él se aclaró la garganta.El Club de las Excomulgadas Su boca se contrajo con sorpresa. Eso tuvo que ser duro. "Parece como si hubieras teniendo una noche de mierda la noche del baile de caridad de los oficiales de policía. "Pero me recuerda todos los días cuando camino por el departamento del sheriff porqué trabajar para hacer cumplir la ley podría no ser lo mejor para mí". Otra de las sonrisas encantadoras tocó su boca lo suficiente para desarmarla. Su puesto de trabajo así lo exigía. "Mi cita no fue la mejor que he tenido.

Así que. cuando le dije que no sentía lo mismo por él. Además. Acababa de decir algo incorrecto." Dace se frotó la parte trasera del cuello. Él no lo hizo. "Por lo menos aprendí lo que fue estar con un patán esa noche. Qué trasero." 15 Denise A." "Hijo de puta. "Debería ir a su casa y…" "Whoa. no. "¿Qué hizo?" . Nunca me molestó de nuevo después de eso. abandonó la ciudad en busca de pastos más verdes. "¿Te lastimó?" "No. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I Su mandíbula se apretó mientras el enojo subía a sus ojos. me jaló a sus brazos y me besó de nuevo de todos modos." Ella sonrió. "No le deslicé nada. Uy. "Bueno." "Me manoseó cuando no quise ser manoseada". reveladora declaración. No es que lo haga." Ella se apoderó de sus bíceps en un impulso y su sólido músculo se movió bajo sus dedos. Luego." Ella sacó un lado del cuello del abrigo lejos de su cara. Los ojos de Dace se estrecharon.. "Le di un rodillazo en los bajos. ¿no verás a ese tipo de nuevo?" "Es cosa del pasado. Me besó y me tomó por sorpresa. Acabo de escuchar que su novio es el tipo celoso. queriendo calmar su indignación. No me interesaba.El Club de las Excomulgadas El calor inundó la cara de Mary mientras trataba de pensar en una manera de salvar su enorme. el peligro se enroló en su cuerpo duro. Espera vaquero. alto. "Tómalo con calma." Ella esperaba que sonriera." "Sí. lo fue. Su boca se torció..

"¿Por qué estás tan interesado en lo que hago. Lo suficiente como para decirle que le había lanzado un doble golpe." "Me voy de Gold Rush por completo." Para horror de Mary. caliente sobre sus pechos y de nuevo a sus ojos. "¿Tienes otro trabajo esperando?" La curiosidad la llevó a hacer su propia pregunta.El Club de las Excomulgadas Él respiró profundo. su aliento se volvió más corto. No es que seamos amigos. Dace? Sólo nos hemos conocido por unos seis meses." "Claro. "Lo siento. luego se deslizó hambrienta. la idea de que pudiera sentir eso funcionó enviando a sus hormonas a ponerse en sobre marcha. también." Él se rascó la barbilla." La excitación peleó con la indignación de su interior. no sólo para encontrar un nuevo trabajo." mirada se centró en sus labios. hasta que no pudo sentir el frío viento que giraba alrededor de sus tobillos." Sus ojos se abrieron una fracción.. Dace." Su . No un aspirante a hombre. "Eres una adulta. entiendo eso. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I "Hay hombres de verdad en Gold Rush que quieren una relación adulta. "Mentalmente." "Tal vez no has mirado lo suficiente. Tengo que encontrar mi camino. Me molesta pensar que un hombre te hiera en modo alguno.. Si le gustaba o no. su cuerpo más caliente. "¿Por qué?" "Debido a que esta ciudad no tiene lo que necesito. Por supuesto que sí. "Por supuesto que somos amigos." "¿Qué?" Su dureza de policía se puso a la vanguardia." 16 Denise A. "Necesito una relación adulta con un hombre adulto.

Ella lo hizo callar de una vez. Bien. Se estremeció mientras el viento frío serpenteaba hasta sus piernas vestidas con pantimedias. eso es algo que me irrita. "Sí. "Ten cuidado." La incertidumbre parpadeó a través de sus ojos." Dace sacudió la cabeza. ¿no?" Su boca se abrió. pero luego la cerró de golpe. y luego enterró su dedo en su pecho." Ella lo saludó. Ella se detuvo con su voz de policía al mando y se volvió." Ella empujó una mano por su pelo. con su voz nítida y de negocios "Respondiendo. Maldito sea el viejo hijo de puta. Los caminos están resbaladizos. "Nos vemos". señor. 17 Denise A. Él sonrió y negó por su tono burlón. Siempre estás separando pelos." "¿El viejo Douglas otra vez?" "Está atrincherado en ese montón de basura que llama casa. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I "Yo sólo. "Sabes.. "Hablaré contigo más tarde. Dace Banovic. "Tengo que irme. Su dedo índice se apiñó en la dureza implacable de su chaleco antibalas respaldado por sólido músculo.El Club de las Excomulgadas Ella apretó los dientes. dijo en el micrófono.. Con una mano en la funda.cuatro"." Ella empezó a alejarse. sí". "Diez . le dio una penetrante mirada. y con eficiencia alcanzó el micrófono y el operador le retransmitió una misión. . Una persona nunca puede estar bien a tu alrededor. La radio en su hombro sonó. "Espera".

Dace la había dejado sin decirle todo. Como siempre. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I .El Club de las Excomulgadas Mientras caminaba hacia su coche. Con las cosas en el aire. Pensamientos y sentimientos colgaban con promesas nunca cumplidas. Parecía que todas sus conversaciones abortadas terminaban de esa forma. se dirigió al suyo. 18 Denise A. Sus emociones burbujearon justo debajo de la superficie.

" Dace le dio una mirada fea a su compañero alto y delgado. Parece que estás listo para golpear el cerebro de alguien. "Te ves como una mierda en un palo. Dace se echó a reír. con corte militar. pero hoy todo lo que Dace quería era volver a casa. "Esa última helada congeló mis buenas intenciones. "Lo digo en serio. El síndrome constante de mamá de su amigo no debería molestar a Dace. gracias. Dace relajó la mandíbula. "Caramba. echarse en el sofá a ver algunos deportes y dormir. pero su formación militar le daba un borde afilado. ." "Hay que relajarse. "Necesitas tomar un calmante. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I hasta el punto de ruptura. "¿Qué es una cita?" Kelso lo fulminó con la mirada. Una tarde aburrida. y sólo es lunes". Él no tenía la intención de intimidar a los inocentes. Kelso pasó una mano sobre su piel café oscuro y luego por su pelo brillante. Le habían dado una prometedora beca 19 Denise A. Kelso. dijo Kelso "Como agente independiente" Johnson le dijo a Dace. ¿Cuándo fue la última vez que tuviste una cita?" "¿Cita?" Resopló Dace. el trabajo consciente del día había llevado su paciencia Estoy cansado".El Club de las Excomulgadas Capítulo 2 "Te ves intranquilo como el infierno". Toma un consejo de mí. mientras entraba al departamento del Sheriff. después de un largo día de patrullar el condado. Como si tuviera un pequeño libro negro". ordinaria. "Estás tan lleno de mierda. amigo. Sus penetrantes ojos negros daban miedo a casi todo el mundo. sonaba bien. Llama a una mujer de tu pequeño libro negro y encuentra algo de amor". con algo de su tensión aliviándose.

aunque Kelso lo irritaba como el infierno a veces. ¿verdad?" Dace hizo una mueca. no lo eres." "Me estás tomando el pelo". "¿Estás diciendo que si no sumerjo mi mecha de vez en cuando se me caerá?" Kelso lo señaló. dijo Kelso. Mary Wickes. y luego se había movido a una carrera policial y encontrado su lugar. no tendrá nada que ver con cierta asistente administrativa. "Sí. Sé que no eres tan denso en ese deporte. Kelso se dirigió a los vestuarios.El Club de las Excomulgadas de baloncesto en la universidad para unirse a los marines." Dace frunció el ceño y lo siguió al vestidor. "Exactamente. Fuera manos". ¿De qué estás hablando?" "De ella. "Vamos." "Tienes toda la razón. sorprendido por la evaluación de Kelso y su propia transparencia. ¿De dónde has sacado esa idea?" Kelso movió las cejas. no lo tiene." "Sigue siendo mi inocente hermana. "Úsalo o piérdelo". "Tu hermana está muy caliente. Dace lo consideraba un gran amigo." Dace se echó a reír. 20 Denise A. "No creo que sea su tipo de todos modos." Dace frotó la parte de atrás de su cuello. "Tu repentino estado de ánimo. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . "Sabes lo que dicen"." "Tiene treinta años." "No llegarás a ninguna parte cerca de mi hermanita. lo soy. "No. He visto la forma en que la miras.

" "Hice que lo dijeras. lo digo en serio." Dace cerró los ojos un segundo y lanzó un suspiro de exasperación. por deporte.. Dace esperaba que la conversación terminara ahí. incluso vagamente. Preocupado por Miss Goody Goody. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I ." Él dio una palmada en el hombro de Dace. "No tengo ningún problema. "Si yo lo he notado. ¿por qué se ve tan parecido a lo que no es?" "¿Se supone que eso tenga sentido." 21 Denise A. "Creo que estás aterrorizado. Kelso?" El larguirucho policía se encogió de hombros mientras comenzaba a ponerse la camiseta de entrenamiento y pantalones cortos.. "¿Cual diablos es el problema? ¿Por qué estás clavando mi trasero a la pared?" "Mierda. no. es. "Eres un hijo de puta.. "Uh-ajá". Ella no es un problema de ninguna manera. "No es así. Pero infiernos. Vamos al grano aquí." Dace hizo una mueca. de quién estoy hablando… entonces saltas directo a defenderla. No podía tener tanta suerte. es así". entonces no estaríamos teniendo profundas conversaciones psicológicas acerca de tu problema.. Dijiste que no sabías de qué demonios estaba hablando… o en este caso. si fuera sólo por gusto. "Tiene mucho sentido para mí". De hecho. "Rayos"." "¿De mi problema?" La ira de Dace creció. entonces sabes que todos los demás lo han hecho. ¿Verdad? "Mira." "¿Miss Goody Goody? Ella no es…" Dace se detuvo mientras una sonrisa rompía la cara de su amigo.El Club de las Excomulgadas "No. Kelso se sentó en un banco y tomó sus calcetines deportivos de su bolso." "Entonces.

Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I .. con una expresión suave." "Oh." Agotando su paciencia.. ¿Es ése tu problema?" "No esperes. "Mary no es mosca muerta. "Irene y yo hicimos ese baile muy cerca uno del otro por un largo año antes de que sacara la cabeza fuera de mi trasero.. "¿Hay en toda esta mierda algún punto al que quieras llegar?" Completamente vestido." "Sí." "No iré allí. Kelso se inclinó y dijo en voz baja: "Vamos. Dace sintió una poderosa picazón.. Dace. "Cada uno lo tiene. Al ver que Dace no había dejado que las palabras pasaran sus labios. No estás en contacto con tu lado femenino". "Ya lo tengo. un impulso de salir corriendo. ella es. Se las arregló para sacarlo antes de que rugiera fuera de control. mientras aún poseía dignidad. escúpelo. "Mary no es como. Infiernos. mi pasado. No dejes que tu pasado ahogue algo bueno antes de que tenga la oportunidad de crecer." 22 Denise A. Crees que es atractiva". Kelso cerró su casillero y se levantó." Kelso asintió. Dace miró a su amigo. amigo." Dace no se podía mover y no pudo decir una palabra durante unos segundos.El Club de las Excomulgadas "¿Sí?" Kelso tiró de sus calcetines y metió los pies en sus zapatos deportivos. Termínalo. Una carcajada saltó a la garganta de Dace y amenazó con estrangularlo. "No estoy seguro de tener un lado femenino".

pero sentía como si hubiera conocido a Kelso desde siempre. no". a su alrededor. "Cariño. Irene se alejó de cortar y moler cerca del fregadero y sonrió. se dio la vuelta." dijo antes de marcharse con cadencia militar. Cuando llegó a la puerta de los vestidores. pero cuando sea viejo y gris sé que Irene estará allí para empujar mi silla de ruedas y contarme chistes tontos. dijo Dace mientras cerraba su casillero. uno de los pocos . está casi terminado. Le confiará al hombre su vida en cualquier momento.que trabajaba como un condado SWAT. Kelso era su compañero habitual de patrulla. en la vanguardista y espaciosa cocina el martes por la noche.El Club de las Excomulgadas "¿Ves? Ni siquiera puedes decir el nombre de Gloria. un hombre podía contar con el asesoramiento de Kelso. Todo está en la olla de cocción lenta. "Diablos. **** "¿Puedo ayudarte?" Mary preguntó mientras miraba como Irene Johnson se movía de prisa. "¿Seguimos todavía con la cena de mañana por la noche?" "No crees que vaya a permitir que Irene desperdicie una buena lasaña en tu sentido trasero. Amigo o no. Y eso es lo que deseo. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . No quiero una vida llena de lamentaciones porque estaba condenadamente asustado para hacer un algo. Todo lo que tengo aquí son verduras para la salsa"." Kelso empezó a alejarse. ¿No es prueba de que todavía estás al cien por cien arruinado? ¿Cuándo vas a dejar ir a Gloria y permitir un poco de felicidad en tu vida? Yo no sé qué opinas tú.y sí. Durante seis meses Dace había trabajado con él. ¿verdad?" Kelso lo señaló de nuevo con su movimiento de tío listo: "No creí que lo harías. de los orgullosos . "¿Estás segura?" 23 Denise A. amigo.

Es el mejor amigo de Kelso. "¿Hay algo extraño sucediendo entre tú y Dace?" Mary se sentó en una silla en el rincón del desayuno.. con los labios con sorpresa evidente antes de encajarse en su siempre pose de chico duro. Creo que simplemente nunca. ¿verdad? Dace estaba parado en los escalones. En este momento. sin saber lo que debía decir y lo que debería guardarse para sí misma. Mary se tragó su sorpresa." Irene se dirigió a la nevera. Irene colocó la coliflor. el tiempo se volvió más lento. Antes que Irene pudiera especular en voz alta. Tenía la sospecha que Irene la había invitado porque Dace estaba invitado también. las zanahorias y las otras verduras en una bandeja de cristal y añadió una taza al baño María que había traído. Ella alzó las manos mojadas. no sé. Suspiró y tomó el picaporte. Silencio. "Entre nosotros no sucede nada de los que estás pensando". "¿Dace está invitado?" Irene volvió entonces su mirada a ella." Mary se encogió de hombros mientras el calor llenaba su cara. No era su estilo personal. con su pelo largo. negro brillante bajo la iluminación en el techo alto. mientras daba cada paso. "O podría esperar y dejar a Dace hacerlo". Vestido con una chaqueta gruesa de cuero negro y negros pantalones vaqueros desteñidos y botas de vaquero. "Por supuesto. "Cielo. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . pero el sabor era atractivo y acorde con los Johnson. Irene no sabía nada de la atracción furiosa que Mary sentía por Dace.El Club de las Excomulgadas "Puedes abrir el Chianti. el timbre sonó. ¿Podrías ir a la puerta por mí?" Mary frenó sus pasos mientras caminaba por la sala de estar brillantemente decorada en estilo moderno. ¿Por qué no íbamos a invitarlo?" "Um.. no 24 Denise A.

Podía oír a la psicóloga Amanda Prather zumbando en su cabeza hablando sobre la química de la química sexual." Dace se dirigió a la encimera de la cocina. Ella dio un paso atrás. está ahí con su pala y tratando de hacer las reparaciones. Pero. "Es estupendo verte. El hombre nunca termina. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I y compuesto en desenfadado y sexy. Trató de recordar la última vez que lo había visto con ropa de civil. Vamos. todavía se veía repugnantemente y sin duda hermoso. Tengo un gran mentecato de policía". "Kelso está atrás. cerró la puerta y lo siguió hasta el centro de la habitación. con su corazón saltando. con su inconfundible sonrisa de bienvenida. "Pero primero. "Hola. Incluso cuando está amenazando con nevar de nuevo. entra" Para su sorpresa. "Me alegro de verte. sí. él esbozó una devastadora sonrisa que transformó su rostro fresco Sorprendida por su buena voluntad." Oh." Irene le guiñó un ojo a Mary. estas flores son para ti. Mary. y aquí está el vino que prometí. "Hey". aún está trabajando en su nueva cubierta. oh. "Traeré su trasero aquí." "Déjame adivinar.El Club de las Excomulgadas parecía tan fiero." . Loco. "¿Tú qué crees?. Cada corpúsculo de su cuerpo se levantó y se dio cuenta." Irene puso los ojos en blanco. "Eso es lo que me pasa por dejar que mis hormonas me regulen. Llevaba una gran variedad de flores y una botella de vino. Mary. Hacía dos meses en una fiesta del departamento. Oh. ¿Es todo lo que pudiste pensar en decir? "Hey. Preguntó Irene mientras se secaba las manos. Hard Men. ¿cómo te va?"." 25 Denise A.

sin embargo. No te pedí que trajeras el vino. Le había visto más sonrisas en dos días que en los últimos seis meses. acariciando el cuero con verdadero aprecio. Pequeña. Cuando 26 Denise A. y sostenía su especial aroma masculino. que me lo llevo". Había estado fuera de servicio y había entrado en la tienda sin saber que un hombre sin hogar se había apoderado de la tienda." "Kelso dijo que nunca rechazarías un buen tinto cuando le insistí en traer algo. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I Mientras Dace se quitaba la chaqueta. ni chaleco. Mary recordó muy bien cómo su corazón se había disparado directamente a su garganta cuando se enteró que había entrado en una situación peligrosa sin refuerzos. La chaqueta de cuero negro era de fieltro suave. estaba cálida por su calor corporal. "Trae. con esa sonrisa amable de nuevo en su rostro. Te lo agradezco. "Tyler Gibson insistió en hacer eso por mí después de ese incidente el mes pasado. . Mary encontró su voz y sus modales. Ayúdala con eso. "Gracias. Mary estaba a punto de abrir una botella de Chianti para la lasaña. Ella se dirigió hacia el armario cerca de la puerta. Entonces vio la costura en la espalda. Y no era que llevara la cuenta. "Esta chaqueta es muy grande. "Me lo imaginé. tuvo que levantarse para darle un abrazo. sin arma. Ella respiró profundamente. "SWAT"." "¿Cuando entraste en ese atraco?" "Sí". y yo rescataré a mi marido antes de que llegue la a congelación". ¿Dónde la conseguiste?" "En Gibson".El Club de las Excomulgadas Irene dio la vuelta isla la isla central y le dio un gran abrazo." Irene se echó a reír. Él se lo entregó.

y habló sin pensar." Él sacudió la cabeza. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I SWAT." Su declaración la tomó por sorpresa. incluyendo el hombre sin hogar. Colgó la chaqueta y cerró el armario. 27 Denise A. Se encogió de hombros. "Lo sé. pudiera sufrir lesiones. "Dado que compré la chaqueta de antemano.. él la siguió. Él se puso a abrir la botella de Chianti. "¿Pasa algo?" "Me preguntaba qué historia había detrás de la chaqueta. Hay una política en el departamento en contra de aceptar regalos. Dace". El alivio llenó su cara. Ella deslizó las copas de vino hacia él. ella dijo: "Nunca pensé que hicieras algo ilegal". "Nunca podría pensar de esa forma acerca de ti. "Bien". Dace pudo abordarlo y derribarlo antes que alguien en la tienda. Preocupada por que pudiera tener una idea equivocada.. llamando la atención sobre la forma de cuello alto de su suéter rojo a través de su pecho." Él plantó las manos en las caderas. el sheriff no verá un problema con el hecho de que Gibson haya puesto 'SWAT' en la chaqueta". Nunca te la había visto puesta". Cuando fue a la mesa del rincón del desayuno. "¿Qué?" "Que puedas pensar que soy un policía corrupto." . "Sé que no eres un policía corrupto. "Una de las últimas cosas en el mundo que deseo es.El Club de las Excomulgadas el hombre comenzó a disparar. "No la uso mucho porque no quiero hacer alarde ante los otros miembros del Ella asintió. Dace".

"¿Conspirar qué?" Antes de poder responder. con una expresión de conocimiento que alimentó la vergüenza de Mary. Pero pronto los chicos comenzaron a hablar de fútbol. 28 Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Mary empezó a relajarse. Por instinto Mary dio dos pasos hacia Dace y luego se dirigió a la botella de vino para verter dos vasos más. Él se reclinó en la silla del comedor y cruzó las manos detrás de la cabeza. "El Día de Acción de Gracias. Me pregunto qué estarán haciendo ahí afuera" "Conspirar". de todas las personas. "Gracias". "¿Tienes una gran familia?". y Mary se sintió como una adolescente con su primer amor. dijo Dace en un tono que hizo que Mary hiciera una pausa. A medida que tomaba un par de palitos de zanahoria y daba un sorbo de vino. "¿Toda la familia estará allí?" "Sip. Dios. Sus ojos se calentaron. "Les está tomando tiempo a esos dos. dijo después que haber comido un bocado de zanahoria. Dace lo hizo a su lado. Irene y Kelso se miraron el uno al otro. "Dace. ¿era tan transparente? ¿Lo era Dace? Se dirigieron hacia el comedor y mientras se sentaban. mientras servía dos copas de vino. lo observaba secretamente. Irene y Kelso entraron en el patio trasero." Irene movió las cejas. que había comenzado esta semana. preguntó Kelso mientras daba el último bocado a su pastel de queso. preguntó Mary. El sacacorchos se detuvo.El Club de las Excomulgadas Ella. y cuando Irene comenzó a hablar de su nuevo proyecto del álbum de recortes. Todos". ¿Cuándo me dijiste que volvías a Denver?". debería saberlo. Un amigable silencio se reunió a su alrededor.

¿Sabes qué? Sólo ven. Tengo algo que mostrarte. Será mejor que me vaya a casa. ¿Por qué?" "Ven a mi casa. "¿Estás libre mañana por la noche?" "Sí. ¿de 29 Denise A." "Wow". no puedo creer lo tarde que es. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Mary miró el reloj. Piense en ello como amistad. "¿Son todos tus hermanos tan altos como tú?" Irene sonrió ampliamente. hombre. seis pies con seis?" Todos rieron." Dace se levantó de su silla. reunieron sus abrigos y se dirigieron a la puerta. "Esos también. No pienses en ello como una cita. dijo Mary con temor." El latido de su corazón se aceleró. "Soy el mayor de seis hermanos. con sus respiraciones sacando vapor en la temperatura de treinta grados." Ella arqueó una ceja. Lo entiendo.. "¿Tus grabados?" Su voz fue baja y ronca." "Lo sé.. El resto alrededor de seis y dos o seis y tres". "Dace. "Oh. Caminaron alrededor de la entrada en la que habían estacionado sus coches. Dace se detuvo junto a su coche. "Yo también". No quieres tener nada que ver con un policía SWAT. "Mi hermano Douglas mide seis pies y seis. Y tengo mucho que hacer mañana. "¿Cuánto mides tú de todos modos. Después de agradecer a Kelso e Irene la deliciosa cena.El Club de las Excomulgadas Dace sonrió y golpeó las manos contra el borde de la mesa. Dace sonrió.

Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . ni tener sexo con él. "Estás bromeando". Ella hizo un sonido de incredulidad. "También decidí que seis meses era un demasiado tiempo para andar por ahí con una erección secreta por ti. En esa dirección se encuentra la angustia. y yo soy cercana a Irene". "Uh-ajá. "No". Yo. después se inclinó más cerca.El Club de las Excomulgadas acuerdo?" Cuando ella vaciló. "¿Te dijeron que iba a estar aquí esta noche?" "Bueno. "Debido a que Kelso me hizo burla ayer y me dijo que necesitaba conseguirme una vida. Pero eres buen amigo de Kelso. Dolores de cabeza graves." Durante medio minuto. "¿Qué te hace pensar eso?" Al principio no dijo nada. Su rostro enrojeció. ¿Estás loca.. sino también lo que había dicho. "Yo. Bajó la voz." 30 Denise A. ni salir con él. no quiero conocerlo mejor. no. ¿Has notado que han empezado a invitarnos a muchos eventos en los que sólo estamos tú y yo?" "¿Qué estás tratando de decir?" "Que nos están emparejando". con una mirada tan íntima que Mary pensó que iba a encenderse. repito. dijo.. graves. la evaluó a fondo. La esperanza estalló en su pecho. Mary? No. No sólo su cercanía la volvía loca. continuó.. También dijo que había visto la forma en que te miraba. luego se aplastó.. No. Nada de eso. "Decidí que es necesario conseguirme una vida"." Ella se quedó boquiabierta de asombro.

" Con una intensidad ardiente que la fundió en sus botas. Que me siento tan atraído por ti. con lo que se acercó. y no está funcionando. inclinando la cabeza ligeramente hacia un lado. y ella no habría podido moverse. Cuando te saqué del bar. enfrentémoslo. ¿Que había luchado seis meses para evitar sentirse atraído por ella? Mierda santa." Abrumada.lo que había admitido – había volcado el interruptor femenino que la psicóloga de la televisión había mencionado. Ella sabía lo que él deseaba. No se había imaginado la increíble conexión entre ellos. Su mirada se volvió soñolienta. Al mismo tiempo. moral. Él podría haberse despeñado. su pulso se precipitó a sus venas. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Dios la ayudara. Se acercó. y se quedó sin aliento. y un paño suave de agitación se arremolinó en su bajo vientre. Había integridad.El Club de las Excomulgadas "Sí. Su respiración se aceleró. y la volvía loca. que no quiero salir de la ciudad. en sus pechos. Algo caliente y profundo que corría entre ellos. y mientras su cuerpo se apretaba contra el suyo. Con S mayúscula. un aura sexual que alimentaba sus deseos femeninos sin que él la tocara. Cálida y de búsqueda. obstinado. Era terco. Poco a poco le pasó el brazo alrededor de la cintura. Oh. creciendo hasta sentirlo en su piel. No pude decirte lo que sentía. Lo que había dicho . Era fuerte. quería darle una patada en la espinilla. 31 Denise A. Y. malditamente sexy. He estado luchando contra ello durante seis meses. Dace apoyó una mano en el coche. ella sabía lo que deseaba también. no podía articular ni una sola palabra. mientras sus picos se endurecían. Que la neurosis psicológica y la televisión fueran condenadas. Había definido todo lo que amaba y odiaba en un hombre. olía tan bien. fui un cobarde. y. "Desde que empecé a trabajar con el departamento del sheriff he hecho todo lo posible por fingir que no me siento atraído por ti. una gran ética de trabajo.

Me sorprendes. Su lengua la acariciaba. que se añadía a su excitación. Ella se . ella respondió a su sabor suave. y luego su lengua se cruzó y ella se desplomó. con la capacidad que tienes de hacer fuego. "Ajá. devolviendo las caricias de sus labios y lengua. con los ojos vidriosos por la pasión. y respondió con todo lo que tenía. te lo prometo. su corazón golpeaba lejos en su pecho. Ella se dolía de deseo. Él se rió entre dientes. "Nunca fui un boy scout". ronco. la degustaba con un ritmo tan carnal que la excitación en espiral subió como un trompo a su estómago. "Maldita sea. Quiero decir. cuando abres la boca." Se inclinó y eso fue todo. Él se separó. cazar carne para los más jóvenes". "Sí". experimentar con todos sus sentidos su inquebrantable fuerza. "Eso fue increíble. con los sonidos saliendo del fondo de su garganta. siempre sueltas un chiste. "Dios"." Su voz tenía un tono más fuerte. Su beso la drogó con una combinación de ternura y hambre indefinida. Su boca se selló deliciosamente sobre la de ella. disparar armas.El Club de las Excomulgadas "Al diablo con esto. Ella gimió suavemente. su pulso latía. Se agarró al cuello de su camisa medio abierta y se colgó para salvar su vida." 32 Denise A. Dime que vendrás mañana por la noche." Su cabeza parecía flotar. ¿vale? Será estrictamente de amigos. chica. Pero no pienses en mí como un amigo en esta ocasión. "Hace mucho frío aquí. En un minuto." "¿Palabra de boy scout?" Él le lanzó una sonrisa. Con sus dedos hundiéndose en su cabello y anclada por su actividad devoradora. "Te veo mañana por la noche. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I gimió cuando su beso hizo cosas por ella que nunca había sentido antes. deseosa de sentir cada línea dura de su cuerpo. pero no lo siento. Mary apretó aún más. con sus brazos liberándola mientras daba un paso atrás.

Mary. Déjame ir antes que te ruegue que vengas conmigo a casa esta noche. Se sintió bien . Cometió el error de mirar hacia abajo y vio que la columna larga y dura de su carne presionaba contra sus pantalones 33 Denise A. Ella se las arregló para dar un paso atrás. y su lengua se enredó repetidamente con la suya. él tiró de ella a sus brazos una vez más. ¿verdad? Así que ya lo sabes. hasta que pudo tomar sus nalgas en un suave apretón. con un brillo de broma en sus ojos. "Diablos. y él gimió en su boca. "Dace Banovic. ¿esa es la forma en que conseguiste tu distintivo de los SWAT?” Él la miró escandalizado. no. "¿Qué estás haciendo?" Él se veía feroz y tierno. "Eso es todo. No. Antes que pudiera correr muy lejos. No bromeaba con todo lo que dije. "Cierto. "¿Dejarme ir? Eres el que tiene su zarpa sujetando mi trasero". Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I los brazos alrededor del cuello y se hundió en su abrazo sin pensarlo. Sus dedos oprimieron su carne de nuevo y eso triplicó la excitación en su estómago. Y entonces ella perdió toda capacidad de pensar en él sólo como un amigo. "Tratar de darte un beso más antes de quedar sólo como tu amigo". La boca malvada de Dace se inclinó hacia arriba. Ella se retorció contra sus caderas. un amigo no besaba así. Un amigo no permitía que su contacto se deslizara hacia abajo." Ella dio un grito de indignación. y ella sonrió. Le echó cuando sus labios se abrieron y lo probó. Puedo superar a cualquiera de los otros muchachos del equipo".El Club de las Excomulgadas "¿Seguro?" Le preguntó. aún desconcertada por ese beso. Él se echó hacia atrás y abrió la boca." Sus ojos se abrieron. Lo tengo porque gané la prueba de preparación física los dos últimos ciclos consecutivos.

Tal vez. ¿no?" Él puso sus ojos en el cielo. Mary respiró profundamente. podía seducirlo para que viera que el sexo por una vez podría saciar su necesidad. sacudió su cuerpo. mañana por la noche.El Club de las Excomulgadas vaqueros. "Está bien. 34 Denise A." Ella siguió sonriendo. sin esperanza de pretender que no lo deseaba. Un estremecimiento salvaje. Su cuerpo se sentía como si se pudiera incendiar si le daban la oportunidad. "¿En terreno seguro?" Ella respiró profundo. Podría hacerlo. Podía huir de él. Podía admitir eso. Estaba en problemas." "Estaré ahí". ella sabía que así sería con él." dijo. de sacudir la cama. sintió escalofríos y agarró el volante con fuerza. Seis de la tarde en mi casa. La mirada que provocó en sus ojos desapareció. Oh. ella se dio cuenta de que haber estado de pie a treinta grados bajo cero no la había congelado. sólo quizás." Ella se rió. y no importaba porque le había demostrado sin lugar a dudas que no podía ignorar su atracción. "Está bien. No hay número afuera. Vendrás a mi casa en otra ocasión. por cierto. decirle que no podía ser su amiga sin desearlo físicamente. "Estás de broma. podría rascar la picazón que había burbujeado entre ellos durante seis meses. Lo sentía en los huesos. de hacer brincar el corazón a sus manos." "Sé que lo haremos. Quizás. Después de que se subió a su coche y se marchó. dejando nada más que el deseo caliente e innegable de un hombre por una mujer. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . "Estaré en terreno seguro allí". sí. Infiernos. inesperado. "Estás asumiendo que querremos vernos después de mañana por la noche. Tener sexo con Dace "El hombre fuerte " Banovic por una noche. "Ven a mi casa mañana por la noche. En tu casa primero. Una experiencia trepidante.

Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Podría amarlo y dejarlo.El Club de las Excomulgadas Mary no necesitaba protegerse de él. y nunca preocuparse por desear a Dace de nuevo. 35 Denise A.

Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I tanto tiempo arreglándose para un hombre? Se sentía loca y obsesionada. y se paró frente al espejo. pero maldita sea si jugaba con él otra vez. Fue a su joyero y reemplazó la pulsera de plata casual de su mano derecha por un anillo de corte brillante citrino que a ella le encantaba. como si hubiera sido sorprendida por algo. Llegará. no había mejorado después que ella se tomara el tiempo de lavarlo de nuevo cuando volvió a casa. en caso de que él quisiera. Por quinta vez fue al cuarto de baño.El Club de las Excomulgadas Capítulo 3 Mary estaba demasiado nerviosa. para pretender que esa situación se quedara como casual y sin complicaciones. Ella cenaría tanto si Dace llegaba como si no. Siempre. A pesar de todos sus esfuerzos para seguir siendo indiferente. Un brillo ligero teñía sus rellenos labios. Mary se dirigió a la sala y encendió el reproductor de CD. con el corazón latiendo erráticamente mientras sus nervios la amenazaban. ¿Cuándo fue la última vez que había pasado Miró su imagen. Su largo y rebelde pelo marrón. Llevaba un jersey de cuello alto lapislázuli con mangas. Se levantó de su suave y cómodo sillón de felpilla azul. y una falda ceñida al cuerpo hasta las pantorrillas. La cena había sido fácil… había fajitas burbujeando en la olla de cocción lenta. como siempre hacía en la oficina. estaba permitiendo que su atracción por Dace dictara también gran parte de lo que hacía. Sus ojos marrones parecían un poco dispersos. El café ya estaba listo. No seas tonta. era increíblemente complicada. dondequiera que la miraba. Puso un poco de jazz que gritaba casualidad y no era demasiado sexy. Le encantaba y la amaba… el estilo rozando su figura siempre llamaba la atención de Dace. Maldita sea. Nunca dejaba de levantarle el ánimo. le había dado fuerte. ella siempre sentía su 36 Denise A. con el maquillaje cubriendo el tono desigual de su piel. Su pelo de alguna manera no se veía bien. que le llegaba a los hombros. Sí. .

entra" Su mirada profunda no se perdió nada al entrar a su apartamento. Se sentía como una adolescente esperando a su primera cita. Pasaron diez minutos. Consigue tranquilizarte. Ahora eran cerca de las seis podían suceder con los policías. Papá se había asegurado de ello. Se entretuvo con una revista de arte que había intentado leer tres veces la última semana. Miró por la mirilla y vio a Dace de pie en la acera. Deformación profesional. Qué patético. él sonrió ampliamente. Madurez. se instaló en una cómoda silla en la esquina junto a la chimenea y encendió la cercana lámpara. Ella sonrió. mientras la excitación saltaba como champán en su estómago. mujer. "¡Qué velocidad! Vamos. Tembló en su interior con la anticipación en aumento.El Club de las Excomulgadas atención como una caricia caliente y persistente de piel sobre piel. respiró hondo y trató de calmarse. "Oye. casi tanto como él. como si estuviera viéndola a través de la puerta. Madurez. Ella hizo un gesto para que entrara. ¿Una mala tarde?" 37 Denise A. su trabajo. este deseo perpetuo de moverse? Nunca había sido tan hiperactiva antes de mudarse a Gold Rush y a la oficina del alguacil. Tiró la revista al suelo entarimado. Cuando abrió la puerta. y cuando el timbre sonó brincó por la sorpresa. Resignada. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I quince en lugar de las seis como había planeado. siento llego tarde. Sabía que ese tipo de cosas . Volvió a la sala y esperó a que Dace apareciera. Sí. sabía de su situación. El trabajo le había atado más de lo esperado. Había llamado hacía cuarenta y cinco minutos para decir que acababa de llegar a su casa y que tenía que bañarse y afeitarse." "Un centenar de latigazos para ti. y casi corrió a la puerta. con la mirada plantada en ella. ¿Por qué tenía esta energía inagotable. Mary.

Cerró la puerta. con su cálido elogio capturándola con la guardia baja.. Él se movió hacia atrás antes de que ella pudiera responder. Ella se ruborizó.. Un simple contacto de su boca . Esta noche llevaba un suéter gris de pescador y pantalones vaqueros nuevos que moldeaban su cuerpo atractivo. No la tocó sobre la suya envió remolinos de lujuriosa excitación lanzándose a todas partes. "Dios. eres hermosa. él estaba de pie frente a la chimenea viendo las pocas fotos de la familia que adornaban la parte superior. y se le acercó." Tocó el marco de peltre antiguo que protegía una foto sepia de un policía. Fue tomada en Chicago en los años veinte. Esta foto es de mi abuelo en el Departamento de Policía de Chicago en los años cincuenta. Sólo agitada". "Hay algunas fotos antiguas muy buenas aquí. Metió las manos en los bolsillos y se volvió hacia ella. El impacto no fue completo. Casi como si hubiera pasado sus manos por todo su cuerpo. e hizo la única cosa que no esperaba. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I en ningún otro lugar. "Mi bisabuelo. hasta que se inclinó y la besó." Ella articuló una respuesta estrangulada. Calzado sport en sus pies. Cuando volvió. "Gracias". sin embargo." "Así que ¿todo quedó en familia?" "Excepto yo. pero podría haberlo hecho.El Club de las Excomulgadas "Nah. ¿Quieres que tome tu abrigo?" Ella tomó su chaqueta de cuero y la colgó en el armario del pasillo. pero no demasiado. ya que no tenía hijos que perpetuaran la tradición". tú. Su caliente atención se deslizó sobre su cuerpo con evidente admiración. 38 Denise A. Papá siempre quiso que una de nosotras fuera policía. "Um.

" Su respuesta salió corta." Él inclinó ligeramente la cabeza hacia un lado. "Oh. pero no quería empezar su visita con una nota fuerte. estaban en el fondo ." Él se echó a reír. Ella se dirigió a la cocina. No en una mesa con un mantel amarillo colocado en ella. "La cena está lista. no. "He estado buscando una mesa como ésta". Ella captó la sardónica diversión en sus ojos. 39 Denise A. su orgullo y alegría. "¿Estás bromeando?" "No. "Siempre te imaginé en una mesa de juego. Entraron en el comedor. La había cubierto con un mantel de encaje de color crudo. mientras ella repartía las fajitas." Él frunció el ceño en pregunta." Él no le pidió terminar la historia de su hermana. "¿Tu hermana no quiso serlo tampoco?" La tristeza afloró y ella la mordió con fuerza inesperada. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I lo que le venía muy bien. con una mesa redonda antigua y sillas que había heredado de sus padres. Pero lo fue de todos modos. mi hermana Teresa no quería. Por supuesto. "¿No es lo que esperabas que dijera?" "Diablos. Ella se apartó el pelo detrás de las orejas. "Nunca pensé que fueras de estereotipos." "Yo no como donuts. Con una caja de donuts de policía en ella. flotando y exigiendo atención en determinados días. Mary". No quería recordar eso. de su mente.El Club de las Excomulgadas Él apoyó el codo sobre la cubierta de madera oscura. dijo Dace mientras se instalaban uno frente al otro.

aunque no lo creo. A este paso. " "¿Encasillar a la gente para adaptarlas a un molde en particular?" Ella sacudió la cabeza con vehemencia. esos malditos ojos fascinantes. "Dios. Cualquier mujer que piense lo contrario tendría que estar loca. ¿verdad? Quiero decir. "No sé en qué estaba pensando. La mitad de las mujeres del Departamento del Sheriff están enamoradas de ti". "Eres el tipo más masculino que he conocido." 40 Denise A. brillaban sobre ella con disfrute puro. con sus gruesas pestañas. él creerá que mi cerebro se ha fundido. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I .. No me puedes decir que una mujer nunca te ha llamado guapo antes. Dace. se mordió el labio inferior. Se limpió la boca con una servilleta de tela. Él tomó una fajita y la mordió. lo siento. incluso al comer algunos de los más desorganizados alimentos del mundo.. ¿no?" Su voz fue como un gemido. Esperar por su respuesta mientras él masticaba casi acaba con ella. Al mismo tiempo. un sonido ahogado.El Club de las Excomulgadas La vergüenza se esparció en la cara como una ola de calor. porque estás acostumbrada a ello". "Supongo que no es lo más viril que un hombre puede decir. no pudo hablar. Nunca lo hago. "¿Acostumbrada a qué?" "A defenderte a ti misma contra cualquiera y de todas las cosas. sobre un juego de comedor antiguo. El hombre tenía la audacia de verse sexy. "No. No suelo. Pero acabo de hacerlo contigo. Ella suspiró." "Vamos." Aturdida por la exactitud de su declaración. Sus ojos se abrieron un poco y cuando se dio cuenta de lo que había dicho. Los ojos de Dace mostraban diversión mientras tomaba un sorbo de sangría sin alcohol." Ella se burló." "Tal vez no lo sabes. "Me siento halagado.

¿cómo podía negarse sin sonar grosera? No podía. dijo él.. ¿fue lo suficientemente duro para ti?" Su declaración. "Pero anoche fue genial." "Ya lo sé. en sintonía con sus vibraciones roncas. Mary." "No. pero estas mujeres se preguntan. Y creo que deberíamos estar agradecidos que no fue sólo mi madre. Sí. Una expresión de sus ojos malvados la calentó. no. Es porque estoy a la cabeza de las pruebas de aptitud física. Contrólate. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Comieron en silencio un corto tiempo antes de regresar a la cocina a hacer otra fajita. envió un fuego adicional a rodar a través de sus muslos." Vamos. "Yo también". "Lo que sentiste cuando me besaste. "Quiero saber más sobre tu familia". chica. Ella no quería decirle. "Te lo dije el otro día. Mary. "Lo siento. me han preguntado de dónde sacaste el sobrenombre de "Hard Men". Oh. que permanecerán en el anonimato. Apágate. infiernos. "Las mujeres.. ya sabes. él la interrumpió: "Fue fantástico. Mary." Ella masticó su fajita antes de hablar. "Alguna que otra mujer lo hizo." Maldita sea." Él dio un sorbo de sangría de nuevo.." Su cara se calentó como una vela.. 41 Denise A.El Club de las Excomulgadas Por un segundo sus ojos se nublaron. Antes que pudiera volver a hablar. Pero. Oh. Sólo tienes que admitirlo. Deseo más de eso". "Te he avergonzado.

Ella era perfecta para papá. ¿verdad?" Él apretó la cuchara mientras se la entregaba." Apretó la garganta." Dace arrugó la frente. cuando nos era posible. así que estoy deseando que llegue el día de Acción de Gracias para verlos a todos este año. Así que el día de Acción de Gracias es un mal día." . guacamole y crema agria." 42 Denise A. y se dirigió de nuevo a la mesa con su plato. supongo. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I y me encantaba mi madrastra. No sabía esa parte. "No creciste en una familia disfuncional. Lo siento. "Presiento una historia detrás de eso. y ella tomó un sorbo de sangría. tendría que soltar su razón. y mi madre nunca se volvió a casar. Maggie.El Club de las Excomulgadas Él la ayudó." Sus ojos se estrecharon. El año pasado tuve que trabajar los dos días. Todos nos reuníamos para Acción de Gracias y Navidad. con mirada de lástima. Él puso la tapa en la olla de cocción lenta y se sirvió queso. Mi padre me tenía todos los fines de semana y algunos días festivos. creo. "Muéstrame tu disfunción y yo te mostraré la mía. "En Navidad suelo ir a casas de amigos. "Mi padre murió el Día de Acción de Gracias. Mary se alejó antes de que él pudiera hacer comentarios. Él regresó unos minutos más tarde y se sentó. Mis padres se divorciaron cuando yo tenía sólo tres años. "¿Te importa que te pregunte por qué?" Si ella quería tener algún tipo de relación con él. "Paso sola el día de Acción de Gracias cada año". "Oh. ¿Prefieres estar sola en vacaciones?" "Paso sola el día de Acción de Gracias. "Depende de tu definición. demonios. pero en Acción de Gracias… nunca. “Mi madre estaba un poco celosa de Maggie. ¿Qué haces tú el día de Acción de Gracias?" La soledad se hundió en ella." La sorpresa la hizo poner su fajita en su tortilla más rápido de lo que debería haberlo hecho.

casi le hubiera gustado tener alcohol conoces. Con las manos entrelazadas sobre en su estómago. tendido en una postura de caballero. y tu abuelo y tu bisabuelo. Es por eso que no puedo sentirme mal por su muerte. Ella mantuvo una fría copa de sangría estrechada entre sus manos." Ella había aprendido a evadir a muchas personas. como Después que retiraron los platos y colocaron las sobras en el refrigerador. Se quedó mirando las profundidades color rojo como si fuera una bola de cristal con todas las respuestas antes de colocar la bebida en un posavasos sobre la mesa de café." "Papá llevaba veinte años en el cuerpo cuando murió. se acomodaron en el sofá. con su cabeza hacia atrás en el sofá." Estuvo a punto de alcanzar su sangría. "Hay mucho de la historia de mi familia que no 43 Denise A. pero también entendía que Dace no se prestaría a la evasión por siempre. Un brillo más duro entró en sus ojos. con las piernas abiertas en un gesto masculino típico. en una mezcla incoherente. . sino que la desaprobara. "Así que tu padre era policía. el resto de su fajita no le supo tan bien. "No he hablado de esto en mucho tiempo. Dace se sentó cerca. Terminemos de comer y luego sentémonos en el sofá. y lo que iba a decir entraría directo en su cabeza. de hombre. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I si no sólo no entendiera su frialdad con su padre. "Ah. Yo tenía dieciocho. "Sé que suena frío. ¿No?" De repente." No hay nada como derramarlo todo de una vez. Eso es todo un récord." en la bebida. Te lo contaré luego.El Club de las Excomulgadas "No es duro para mí. Pasé toda mi vida tratando de satisfacerlo." Su atención se quebró bruscamente sobre ella. Su mirada se enganchó en toda su hermosa carne.

era un camión cargado de faltas. Papá odiaba eso. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I sus chistes. Sin presionarla para hablar de nuevo.. "Es verdad. y Teresa trataba de complacerlo más. Creo que parte de ella quería que fracasara." Dace sonrió un poco. Era más frío. la dureza de reconocer el pasado demasiado profunda. que me amaba. "Suena como una dinámica familiar infernal". urgente de escucharla. pero no era necesario.El Club de las Excomulgadas "Cuéntame". "Mi padre no era el mejor hombre del mundo. Ella encontró su ritmo y continuó. Dace tomó su mano derecha. Estaba en lo cierto acerca de la parte de morirme de hambre. En ese momento yo acababa de empezar la universidad y estaba estudiando arte. Mucho más aceptante de lo que ella esperaba. "Mi padre era de esa manera con mamá. De hecho. Competíamos por todo en aquella época." "¿Por ejemplo?" "No sabía cómo enfriarse cuando dejaba el trabajo. Teresa era dos años mayor que yo. Decía que no era práctico y que me moriría de hambre. con la izquierda cubriendo su piel en un abrazo cálido. Se endureció todo lo que pudo. Los ojos de Dace sostenían una necesidad inocente. Ella se graduó en justicia criminal y se convirtió en policía.. Trabajaba más horas. Su voz era tierna. y descubrí que no era una artista muy buena. tampoco. Mamá no trataba de detener la rivalidad. con la guapa boca burlándose de ella en una mueca muy suya. Se parecía más a papá que nadie en nuestra familia. Después que mamá murió en un accidente de coche. Era mordaz y cruel a veces con No pudo terminar. Él nunca se recuperó de la muerte de mamá. papá empeoró. con Teresa y conmigo. de apoyo. Teresa decidió que yo nunca haría sentir orgulloso a papá." . Ni una vez le oí decir. así que tomó toda la carga sobre sí misma. y cuando Teresa fue contratada en el 44 Denise A. Ambas tratábamos de agradarlo. más duro. con comprensión.

gran error un día que patrullaba por Chicago. "Teresa. El silencio se los tragó mientras miraba el piso de madera ligera.El Club de las Excomulgadas departamento de policía. Esta vez llegó a su mano. “Absolutamente". Pensé que todo era por tu padre." Dace apretó su mano con suavidad. "Nadie me dijo esa parte. y ella murió. Músculo duro se movió bajo sus dedos. "¿Hay más?" "Mucho más. con su brazo deslizándose sobre sus hombros para acercarla a su lado. Su compañero resultó herido por culpa de ella.." Él echó hacia atrás su cabello. Ella. Su 45 Denise A." Bajó la mano y la apretó contra su muslo izquierdo. y luego se la llevó a sus labios. y el cosquilleo comenzó a arremolinarse bajo su vientre. Ella necesitaba su calor. Le prestaba más atención a ella que a ti. "Tu papá decidió que Teresa reemplazaría al hijo que nunca tuvo. para continuar su historia.." "Eso no es todo. Dace se acercó más. "Déjame ver si acierto cómo termina. ¿Seguro de que deseas oírlo?" Él le soltó la mano lo suficiente como para acariciarle con el dedo índice la nariz." "Teresa murió pocos meses antes que papá".. colocando sus dedos más pequeños sobre los suyos mucho más grandes. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Se enorgullecía de ella. "Teresa cometió un gran.." Él le besó los dedos. su apoyo. Ella se la comió. "Tranquila amor" Sus dedos se cerraron sobre él. abriendo los labios y con los ojos llenos de simpatía. modificó su actitud sexista hacia las mujeres policías. Él invirtió toda su energía paternal en ella." Dace frunció el ceño.

"Perdí a mi hermana y a mi padre en un año. había estado funcionando durante algún tiempo. "Hay más." "Y de alguna manera. "¿A quién estoy engañando? Lo puedo imaginar. Tal vez parte de su problema era que nunca se lo había explicado. Dio tantos pasos equivocados." "Era un Hard Men". y lo encendió con el garaje cerrado. creo que ya sabes el resto". Se encontró en problemas con algunos corredores de apuestas. tú también." 46 Denise A. lo sé. se negaba a decírselo a alguien. papá fue a casa un día y. O tal vez lo necesitaba. Él suspiró." Él sonrió con tristeza. "No en la forma en que cuentan. se encontraron con el coche en el garaje. Teresa y yo no lo supimos. No me puedo imaginar lo que fue eso.. pero reconoció la verdad en sus palabras. Tantos condenados pasos en falso." "Lo siento. y aceptó sobornos y. pero mi papá comenzó a jugar antes de su muerte. Dos semanas más tarde los médicos apagaron los aparatos. Había sufrido una gran cantidad de daños cerebrales. Yo supe que estaba en paz entonces. bueno.." Eso podría haber sonado cruel para algunos. y me duele como el infierno. Dace. Debería haberlo matado. Lo sacaron. Mary." "Rayos". Ella puso su cabeza sobre su hombro y su brazo se apretó." ¿Cómo iba a decirlo en voz alta? ¿Cómo? "Se fue a casa. Se metió en deudas." No necesitaba decirlo. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Cuando sus amigos se preguntaron por qué no se presentó a una reunión. se encerró en su coche. "Sí. "Después que la investigación de asuntos internos terminó.El Club de las Excomulgadas calidez calmó el dolor constante de los recuerdos que ella había tratado de negar. "Exactamente.

Se soltó de su abrazo y se levantó. No estarías trabajando con la policía si no te gustaran de alguna forma. ¿Cómo podía negar su conocimiento cuando revivía el suyo? "Tienes razón. de su vida de nuevo en la gran ciudad.. ¿no?" Ella se echó hacia atrás para conseguir un pequeño espacio. Mary buscó en su acogedor apartamento. "Eso explica por qué has estado evitándome por seis meses. Estás confundida." 47 Denise A. Tal vez no debería haber hecho este. y a ella no le gustó. "No entiendo".. A veces todavía me duele como el infierno. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . con una pequeña caricia de afecto. cuando había sentido tanto miedo de lo que pudiera creer. vio apoyo y comprensión. eran secretos por una razón. Cuando miró a Dace.El Club de las Excomulgadas Ella sentía la humedad en sus mejillas y se secó las lágrimas. de lo que pudiera pensar." "Por supuesto". "¿Qué?" "Quieres olvidar lo que pasó en tu familia." Había dado en el clavo. con toques de Chicago. Con la palma de su mano abierta en su parte superior la frotó de arriba y abajo. A través de otro torrente de lágrimas. no debería haberlo invitado a su casa para descubrirle sus secretos." Desconcertada. ella lo miró como si hubiera perdido la cabeza. "No quieres involucrarte conmigo porque soy policía. "Vine a Gold Rush. Pero hay una parte de ti que secretamente lo desea. Después de todo. ella trató de dar una respiración profunda. Su aceptación provocó un bálsamo en su corazón. la nariz." "De alguna manera todavía estás tratando de escapar de la herencia de tu padre. Él la besó en la frente. porque me quería ir de Chicago.

Inclinó su rostro y la besó." Las manos de Dace hicieron un túnel en su pelo. su beso fue exigente. con sus ojos llenos de propósitos. mi. y no quiero que te vayas. Oh. "Te voy a demostrar por qué. sin hablarle. "¿Por qué quieres que me quede?" Su voz fue baja. mitad tentada a alejarlas. Su mirada lo decía todo. 48 Denise A. Mary". puedes hacerlo. "Pero me iré de Golden Rush pronto." Deslizó sus brazos alrededor de su cintura y la atrajo a su cuerpo. caliente y buscando. podría entenderlo. Si no te sintieras atraída por mí y yo no me sintiera atraído por ti. Con curiosidad y esperanza.El Club de las Excomulgadas Dace se levantó y se puso a su lado." Él sonrió lentamente." Mary puso sus manos contra su pecho. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I ." "Si quieres cambiar de trabajo. "Gracias por escuchar. Lo deseara o no. "Dime que no me deseas. Ella se sentía devorada. sus pezones se estremecieron. "¿Pero lo haces?" "Sí". puedes también. Tengo que empezar de nuevo. Si quieres hacer cosas nuevas en tu vida. Sus pechos se apretaron. ardiendo a fuego lento con una atracción que no parecía disminuir. sin tocarla." Ella impulsivamente tomó su cara y le bajó la cabeza para poder besarlo en la mejilla. te diría que tuvieras buena suerte y encontraras otro trabajo en otra ciudad. "Si no sintieses esta cosa salvaje entre nosotros. Pero estás tratando de huir de nuevo. "No quiero desearte... Cuando él se retiró. el anhelo ardía en sus ojos. Pero irte para empezar de nuevo…. Su lengua se hundió profundamente. ronca por la emoción. lo anhelaba de una forma primaria que iba más allá de la agitación que había experimentado con otros hombres. se excitó. Feroz por el hambre.

¿Qué tal mañana por la noche a las seis? ¿Mi casa esta vez?" 49 Denise A. Dijo Dace dijo en el teléfono. ¿En serio?". Estaré allí. o qué?" "Esta semana sí. Su sonrisa de satisfacción se desvaneció en la llama ardiente de su necesidad una vez más. El hechizo se rompió. con el tiempo. Él se zambulló por otro beso. Él se dio un festín. "Está bien. Él retrocedió y se movió en el abrazo a Mary. Ella había planeado seducirlo. y han recibido una llamada para los SWAT de un edificio de apartamentos". La decepción la hizo suspirar. "Lo siento". en su lugar. expresando los latentes sentimientos que había embotellado por demasiado tiempo. Caminó hacia él y le puso la mano en el antebrazo. Dace liberó a Mary y tomó el teléfono celular de su cinturón. Su beso sostuvo calor y promesa. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . ella volvió en su búsqueda." Después de colgar. "Maldita sea". "Kelso acaba de llamar. creciendo. él la había desviado para que le revelara una parte triste de su historia. Ella respondió cuando sus lenguas se tocaron." Él le devolvió la sonrisa. y exigiendo más de ella. "¿Qué vas a hacerle?" Él se inclinó para probarla a fondo. "Te lo compensaré.El Club de las Excomulgadas Ella rodeó su cintura con sus brazos. El teléfono de Dace sonó. con su toque girando bajo hasta que sintió el peso de su mano justo encima de su pecho izquierdo. Dos de los chicos están tirados con un dolor muy fuerte de estómago. Un gemido escapó de su garganta mientras lo rozaba con un dedo. "¿Está esta ciudad yéndose a la ruina últimamente. Con una seguridad que no había conocido antes. "Maldita sea. se volvió hacia ella. con el sonido alejándose al contestar la llamada. por un beso apasionado. con su excitación cambiando.

"Suena muy bien." Cuando se fue. con sus ojos preocupados. "Oh. 50 Denise A. el doloroso recuerdo de sus labios la sostuvo y alimentó sus fantasías el resto de la noche. porque se acordaba de cómo había sido para su madre cuando su padre tenía que salir tanto. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I ." Ella esperaba que riera o sonriera. "Pero mantendrás tu promesa." Ella le guiñó un ojo. sí. Y mucho más. pero en cambio se inclinó y le susurró al oído. "¿Mary?" Bajó la voz.El Club de las Excomulgadas Parte de ella quiso decir que no. Cumpliré mi promesa. amigo.

Otro indicio de lo peligroso que él se había convertido para su compostura. Él sonrió y una agitación baja. "Sólo por una vez me gustaría saber lo que sería dormir con él. Tosió una vez y sonrió a su compañera de trabajo." Paseó su mirada de Ana a Dace. con una sensación visceral y sus sentidos alerta por ello." Sus dedos rozaron los suyos. No podía estar celosa de algo que ella no tenía. su mirada cálida y agradecida. en lo 51 Denise A. Pero Mary había aprendido que las apariencias. Otros empleados en su área se encontraban en el almuerzo." Entregó a Mary documentos recogidos en un fichero. "Gracias". con una serie desconcertante de discursos sensuales que no pudo evitar. celos completos surgieron. como te había prometido. saltó a la vida dentro de ella. No." Mary casi se atragantó con la bebida. "Wow. mientras una risa resoplaba saliendo de su garganta. pero con su rostro neutral. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Pronto se pondría a ronronear como un gato cuando apareciera. Wow. con una conducta exterior tensa que la hacía parecer mucho mayor. Cuando salió del área. caliente. y eso dejó a Hannah y Curry solas con Mary. Él asintió. Cómo o por qué tenía este radar por su presencia. que hombre tan caliente. A los veinticinco años. Cuando entró en la sección de administración la tarde del jueves. chicas. y pensó que nunca recuperaría el aliento. "De vuelta. no lo sabía. "Hola. se mostraba siempre lista. Luego. no. ¿O sí podía? Hannah empujó sus gafas con montura plateada más alto en su nariz. su cuerpo reaccionó por reflejo. no. ella alcanzó su refresco dietético.El Club de las Excomulgadas Capítulo 4 Mary sintió a Dace hasta la médula de los huesos.

No es que estuviera perdiendo el tiempo. Los hermanos Justicia. Adoptados hacía muchos años por un miembro del equipo SWAT cuando eran adolescentes. Oscuro." Otro brote de celos inundó a Mary. Quiero decir. Hannah sonrió... Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . bueno. Mick. Ojos verdes brillaron hacia Hannah con malicia. Me dijo que recibió el nombre por ganar las pruebas de aptitud". Dace. pero hay algo tan sexy en Dace. hace que el equipo SWAT esté corto de tres hombres. Trey y Craig MacGilvary eran un trío interesante. peligroso e impredecible. duro en todas partes. "¿Te has preguntado alguna vez cómo consiguió Dace el sobrenombre de "Hard Men"? Los rumores dicen que es porque está. "No lo sé. y antes estuvo en la marina. Bromeó Ana con una sonrisa.. Todo lo que puedo decir es que daría cualquier cosa por una noche con Dace. "Creo que es el tipo más guapo en los SWAT. Lo que sea. uh.". Ya sabes. los hermanos Justicia son impresionantes. "Es un oficial de cumplimiento altamente capacitado que tiene que mantenerse en forma." 52 Denise A. Su rígido vestido de cuello alto y zapatos conservadores escondían una personalidad atrevida. Aparenta ser fantástico en la cama.El Club de las Excomulgadas que a Hannah se refería.. sin embargo." "Es probable que eso explique por qué "Hard Men" se ha visto de mal humor últimamente." "Oh. eran decididamente poco fiables. los tres chicos eran tan íntimos como cualquier hermano de sangre pudiera estar. Bueno..." Ella lo sabía muy bien. Oh. Con el trasero de Sanders en un bucle y dos chicos enfermos de gripe. "¿Recuerdas a Sanders? Acaban de patearle el trasero y expulsarlo de la oficina del sheriff por aumentar mucho de peso. haciendo el amor con él la quemaba hasta el tuétano. bueno. El pensamiento de otras mujeres tocando su cuerpo. Dace tenía algo extra que Mary tenía dificultades en resistir.

" Los dedos de Hannah volaron sobre las teclas. ella tenía todos los derechos. "Entonces. Se lo había preguntado y había fantaseado e imaginado en los rincones oscuros y profundos de la noche hasta estar excitada e insatisfecha. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I besos. si todo funcionaba esta noche. ¿por qué no se lo preguntas?" "¿Yo? Seguramente estás bromeando" "No. Se obligó a decir las siguientes palabras con su garganta. Sin fin. pero casi de búho. ¿No te has preguntado eso alguna vez?" Oh. y luego se detuvo. Detrás de sus gafas." 53 Denise A. ¿No me digas que no te has preguntado acerca de cómo sería en la cama?" Lo había hecho. El misterio se resolvería y el deseo se apagaría. no crees que sea gay. y no tenía demasiada gente corriendo a esa hora del mediodía. gracias a Dios. Nadie podría escuchar esa escandalosa conversación. Bonitos y brillantes. Especialmente desde que habían compartido esos grandes todas.El Club de las Excomulgadas Mary casi se tragó la lengua. "De ninguna manera"." "Hum. Tal vez. "¿Cómo sabes que no es gay? ¿Alguna vez lo has visto salir con citas desde que comenzó a trabajar aquí?" La estación del sheriff era un pequeño departamento. "No lo sé a ciencia cierta. Dios. "Me gustaría quitarle todo ese equipo y ver qué se esconde debajo de su camisa. Hannah frunció el ceño y la sujetó con una mirada sensata. "Nunca lo he visto sin camisa. sus ojos se veían grandes. pero la forma en que mira a las mujeres me dice que no es gay. no lo hago. Hannah sonrió y empezó a teclear en su computadora. "Yo tampoco. sabría la respuesta de una vez por . ¿verdad?" Mary hizo un sonido de burla.

" . En poco tiempo. Sandy." Mary llegó a la gaveta del escritorio para recuperar su bolso. ¿tienen un minuto?" El capitán Sherry Carmichael entró en la sección administrativa. La nieve azotó las ventanas. "Sal de aquí antes que cambie de opinión. "Un frente de tormenta se acerca de nuevo. Eso sería genial". Hannah se quejó.El Club de las Excomulgadas "¿Sí?" Hannah le guiñó un ojo. la del despacho. La tarde se volvía oscura por momentos. saltaron al Ford Focus azul de Mary y circulaban por la avenida principal." Sherry sonrió. Mientras Mary apagaba la computadora. Te puedo dejar en el taller. Mi coche no saldrá del taller hasta más tarde. como si la Madre Naturaleza hubiera escuchado las palabras del capitán. "¿Pasa algo?" "Se me olvidó. "El comisario se ha quedado atascado por la ciudad en una reunión. Sabía que Dace trabajaría con este tiempo… los policías no se daban por vencidos debido a la llegada de tormentas de 54 Denise A. "No hay problema. me iba a acercar al taller. "Oh. el viento aumentó con un escalofriante aullido. Antes de tiempo. No se irá temprano. "¡Whoohoo!" Hannah gritó." Se dirigió hacia la puerta." Sherry se movió y su funda de cuero crujió. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I se desate. pero me llamó y dijo que el personal que no fuera esencial debía volver a casa antes que el infierno En el exterior. "Esta es una gran forma de poner fin a una semana. con su porte estricto militar que acreditaban sus diez años en la Fuerza Aérea y otros diez en el Departamento del Sheriff. "¿Significa eso que te miró de esa forma?" "Ejem. Poca gente se quedaba en la calle. gracias. Pero ella es personal esencial. Señoras. Avísale a Sandy". Ella inclinó la cabeza hacia un lado y su pelo rubio se deslizó sobre sus hombros. girando su silla en círculos.

Mary estaba irritada por el aislamiento que . y una ráfaga de viento maltrató su pequeño automóvil. y que sentía. Una visión salvaje pasó por su cabeza. Había planeado pasar el largo fin de semana de Acción de Gracias sola. con Dace llegando a ella. espero que no. Suspiró con decepción. Si esta tormenta de nieve se materializaba. "Dios. El día de Acción de Gracias no estaba muy lejos. no quería una fiesta de compasión. Ella realmente quería reunirse con él de todas las formas posibles. "Me pregunto si DK está en casa". Una vez que se rascara la loca picazón por él. rodeado de pinos. La nieve caía más pesada. Maldita sea." 55 Denise A. Un escalofrío corrió por la piel de Mary. hubiera sido bueno tener a una familia esperando en casa por ella. disfrutando de la paz y la tranquilidad. Me gusta más su trato. "¿Pasa algo?"." Mentirosa. Una sonrisa afloró en su rostro. sería feliz. Había resistido la soledad antes. "Tal vez uno de los otros chicos de la tienda estará allí.El Club de las Excomulgadas nieve. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I Hannah estaba sentada junto a ella. Justo en las afueras de la ciudad. no llegaría a su casa esta noche para una conversación amistosa. No se desviaría de ese plan ahora. A pesar de que una emisora de rock local sonaba en el estéreo del coche. Preguntó Hannah. Dios. "Nada en absoluto. La voz de Hannah sonaba con burla. de la casa. el viejo y destartalado garaje de Dixie Miller se levantaba al final de un camino de tierra. o pensando en Dace en un futuro imposible. pero con el aire festivo y acogedor de una tormenta de invierno en el aire. pero este año le estaba pegando más fuerte. Maldita sea. Es demasiado raro". era más dolorosamente visceral y precisa. Maldita sea.

Torpe. darse cuenta que lo que sentía por él no podía ser otra cosa que algo temporal. Varios coches estaban estacionados frente al taller. Hurgó en su bolso y respondió al tercer timbrazo. ella no se había olvidado de su pasado en absoluto. "¿Te molestaría si te dijera que sí?" 56 Denise A. "Por lo menos es un buen mecánico". Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I "Hmm. el hombre de cuarenta y cinco años había vivido con su madre durante diez." Mary esperó. tal vez reparados y listos para que sus propietarios los recogieran. " "Ni en la casa." Hannah empujó más alto sus gafas en el puente de su nariz. . sonrió." Hannah suspiró. dijo Mary. Es por eso que tenía que dormir con Dace. "Enseguida vuelvo. Convencida que lo seduciría. Bueno. Un hombre del que no podía creer lo rápido que se había abierto paso en su defensa. "No hay ninguna luz en la tienda. Su teléfono celular sonó y la hizo saltar. argumentativo y en grave necesidad de algún medicamento. antes de Acción de Gracias. sacarlo de su sistema.El Club de las Excomulgadas Ella no podía culpar a Hannah por su reacción hacia el bueno para nada hijo de Dixie." "No veo mi coche en el frente. con sus pensamientos girando alrededor de cuándo y si se vería a Dace. "¿Dace?" No podría confundir esa sexy voz con nadie más. de un modo u otro. "¿Esperabas que otro hombre te llamara?" Ella escuchó la burla en su voz. Mary se estacionó y Hannah dejó el coche. pequeño. esto es raro. como la habría hecho olvidar su pasado. entrando en el camino de entrada. Afirmaba que espera que su madre fuera viuda. "¿Hola?" "Hola".

. "Es decir." Sus ojos se abrieron de golpe. ¿qué pasa?" "Esta tormenta." "Lo haré." Su voz." "Por supuesto que me importa. bueno. "Bueno. si quieres que lo haga. He oído que habéis sido despedidas temprano". bailando en su interior florecieron a la vida plena. con una pistola apuntándole a la cabeza.El Club de las Excomulgadas "Sí que lo haría. ¿recuerdas?" Dace. "Oh. Sólo soy tu amigo. Hasta que oyó la voz de Dace. Si llego a salir sería mejor que yo me pasara por tu casa.” "Es lo que me temía. Escucha. ronca y llena de vibraciones suaves. salvajes. Yo. ¿eh?" "Sí. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . ¿celoso? Esos sentimientos traicioneros. no sé si incluso pueda zafarme del otro turno a tiempo para verte esta noche. No me gustaría que condujeras esta noche de todos modos. Podría prepararnos la cena. Eso sería genial. con el brazo de DK Miller cerrado alrededor de su cuello. Llámame cuando llegues a casa. Por lo que pareció una eternidad. Es muy dulce que te importe. Mary no pudo registrar lo que veía delante de ella." Se detuvo en seco mientras Hannah salía por la puerta de entrada." "Ten cuidado. Así es la vida.. "Y no en un momento demasiado pronto. y un temor se filtró en su alma. Pero no debería. sí." Suspiró. "¿Mary? ¿Estás ahí?" 57 Denise A. acarició su piel como una caricia." "Oh. Las carreteras ya están resbaladizas. así puedo estar seguro que estás a salvo. "Dace. Estoy aquí en el taller de Miller esperando a que Hannah recoja su coche.

con los ojos duros con preocupación. Se pasó el teléfono móvil a la otra oreja. Dijo. "¡Mary!" No hubo respuesta. **** Dace oyó el crujido de los disparos y de cristales rotos. "¿Qué sucede?" Antes de que pudiera hablar. Hannah fue con Miller por su auto. Nunca en sus años como ayudante del sheriff o con los Marines de los Estados Unidos había tenido el alma tan llena de miedo como lo hacía en ese momento. se lanzó hacia el coche patrulla tan rápido como pudo. y entonces oí un disparo. abrió la puerta de la patrulla de policía. Agarró el teléfono y volvió a colocarlo en su oreja." "¿Qué?" Su voz se volvió fuerte y dura. Dios mío. y luego un grito. 58 Denise A. "¡Mary!" Al no obtener una respuesta. "Algo le pasó a Mary. Miller apuntó el arma en la dirección de Mary y disparó. y retiró el teléfono de su patrulla cuando una conmocionada y asustada Mary hizo una exclamación que lo había dejado muerto fuera de la puerta. "¡Mary. y saltó en su interior. sin caer en el hielo. Preguntó Kelso bruscamente. `Oh Dios mío´. con su sirena a todo volumen." "¡Hijo de puta!" Kelso golpeó el coche en marcha y rugió por el estacionamiento. con las llantas traseras coleando en la nieve y el hielo. "¿Qué mierda está pasando?". Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I oreja con el sonido perforándolo. respóndeme! ¿Te encuentras bien?" Oyó otro disparo.El Club de las Excomulgadas "Oh. Acababa de salir de la oficina hacia su coche .

" Tragó otra vez." No pudo terminar.. Kelso condujo tan rápido como pudo sin destruir el coche.El Club de las Excomulgadas Dace le describió la situación a la operadora y alertó al equipo SWAT.." "Yo te ayudaré". "Estará bien. "Dios. "Habla la unidad ocho." Dace golpeó el tablero con el puño. Para asimilar la aterradora posibilidad de que Mary pudiera estar seriamente dañada o. Dios. Y le disparó a su madre. Otras unidades se aproximaron de la misma forma. "Si alguien sale lastimado. "Lo mataré con mis propias manos. Vicente acaba de recibir una llamada de DK. Ella va a estar bien". "Ya casi estamos allí. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . llegaron a las afueras de la ciudad y Kelso apagó la sirena." Dace tragó duro. Su corazón quería pararse. 59 Denise A. juro por Dios que. Dace agarró el micrófono de mano. "Vamos a quedarnos atrás y a esperar a los demás.. esta es la base. Mantuvo el teléfono móvil en su oreja y trató de forma periódica de obtener una respuesta de Mary.. no hay confirmación de eso"." Kelso dio un giro un poco rápido y los neumáticos chirriaron. Antes de darse cuenta. "Si algo le pasó a ella. "Unidad ocho. El primo de DK Miller.. Tiene a dos rehenes.. ¿Hay algún informe de lesiones de otra persona además de la madre de Miller?" "Unidad ocho. Kelso. dijo Kelso. Muerta. "Secundo eso". "Rayos". La comunicación se cortó." Después. no.. un informe por la radio aterrorizó a Dace..

" Dace se aseguraría de ello. "Hijo de puta. Hizo una inspiración profunda. La nieve caía sin cesar. 60 Denise A. pero al menos no había llegado a ser ventisca. Saltaron del coche y abrieron el maletero. con su respiración muy agitada. base". seguido por una descomunal estación de comando móvil de SWAT." Dace apretó los puños. Kelso se puso su casco y se aseguró la carrillera. mientras que dos francotiradores se disponían a tomar sus posiciones en todo el perímetro y de acuerdo con el informe. Dace y Kelso tomaron sus armas MP5 y se aseguraron de que estuvieran listas. Tuvo que luchar con sus emociones para ponerlas bajo control. No tenemos ni idea de lo que está pasando. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . "Tú te sentirías igual si se tratara de Irene". cuatro equipos llegaron con otros miembros. aunque fuera la última cosa que hiciera. En un plazo más corto de lo que esperaba. De forma rápida y eficaz pusieron en marcha las medidas necesarias SWAT. "Diez cuatro. Dace puso la forma de micrófono. "Ella estará bien. Kelso dejó escapar un suspiro duro.El Club de las Excomulgadas La garganta de Dace se sintió como si alguien estuviera tratando de ahorcarlo con una soga al cuello." "Tranquilo amigo. incluso a sus propios oídos. "Por supuesto que lo haría. "Maldita sea eso espero. "Maldita sea". en preparación de la situación. La tensión de sus músculos se reunió como Dace esperaba. Su intestino se revolvió. Aguanta". Apretó el hombro de Dace. amigo". y luego otra para calmar la ira que amenazaba con soltar su entrenamiento y hacer volar su control. Nada importaba más que correr hacia Mary. Se detuvieron lo suficientemente lejos de Miller como para que nadie dentro de la propiedad los pudiera ver. Nada importaba más que sacarla de la situación y sostenerla a salvo en sus brazos. La voz de Dace sonaba dura.

la boca abierta. Se detuvo en el área de la oficina principal. El rojo parecía vivo. sin dudarlo. y ahora tenía que lidiar con ello. con la cabeza echada hacia atrás. Debía haber oído cuando DK apuntó y disparó. su estómago cayendo y doliéndole. Mary obedeció. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Su camisa blanca de manga larga estaba empapada hasta la mitad de rojo. ¿Habría gritado? No lo creía." DK agitó su pistola a Mary y Hannah mientras las instaba a ir a la parte delantera del área del garaje. No lo había hecho. Pulsante. "Está viva." La voz de DK sonaba áspera y cortada. y no pudo reprimir un grito. sabía por la extraña luz en sus ojos que hablaba en serio." La madre de DK estaba sentada a la mesa. DK puso el seguro. "Caminen más deprisa. pensó que su corazón se detenía. no. "Oh. Mary entró en la oficina del garaje seguida de Hannah. Por lo menos Dace sabría que algo andaba mal. DK.El Club de las Excomulgadas **** "Muévanse. Fue entonces cuando se dio cuenta… El aliento de Mary se quedó atrapado en su garganta. Cuando DK había llegado al lado del conductor con Hannah y amenazado con matarlas a ambas. Déjame ayudarla…" 61 Denise A. El corazón de Mary golpeaba a un ritmo ansioso. Las náuseas la amenazaban. Seguía repitiendo el momento terrible en una espiral sin fin. está viva. Deseó como el infierno no haber dejado caer su teléfono celular en el auto cuando él había apretado el gatillo.

consciente de no mover las manos o hacer otros movimientos bruscos. Su rostro delgado. "Por favor. DK". DK. "Si quieres hacerte daño a ti mismo.El Club de las Excomulgadas "¡Cállate!" El tono brutal de DK le puso los pelos de punta. Con su mono de trabajo veteado de grasa." Hannah se veía como si tuviera un estricto control del antebrazo del enloquecido hombre. Sobreviviré a esto. Mary dejó escapar una respiración lenta. "Hablemos de eso. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I ." Mary sabía que tenía que mantener esa situación tan tranquila como pudiera. no te puedo detener. "Lo que quiero es morir. Su cuerpo se estremeció." Un escalofrío rasgó la columna de Mary. Los ojos de Hannah estaban frenéticos. Parecía mucho mayor de lo que sabía que era. "No les haré daño a menos que me falten al respeto como esa perra vieja en la silla y como todos los demás en esta ciudad. Se puso tensa y esperó. "Te respetamos. pero por favor no nos utilices para hacerlo. "Si necesitas. "Por favor. eso significaba que DK había decidido que no tenía nada que perder. de línea dura. De lo que había aprendido trabajando con la policía. Eso no presagiaba nada bueno para su supervivencia o la de Hannah. "Tenemos dinero." 62 Denise A. déjanos ir. El rostro enfurecido de DK se calmó. ¿Qué es lo que quieres?" Llevaba el pelo estilo años setenta." Hannah se movió en el agarre del hombre. le recordaba un cadáver. con su tono molesto. su garganta doliendo con la tensión. no nos hagas daño. dolorosa. peludo y asomándose por encima del cuello de su camisa. Había perdido mucho peso desde la última vez que lo había visto." Él gruñó y tiró de Hannah a su lado." Mary se mantuvo quieta. pero también frágil.

la realización paralizante de que podía estar dando su último aliento en ese taller grasiento y sucio. maldita sea. Está haciendo esto peor. "¿Puedo ayudar a tu madre? Ella necesita ayuda". Ella entendía el temor de la mujer. regresó a su padre. Debería haber pensado en alguna forma de hacerlo. No podía atacarlo desde atrás. La tensión de Mary se levantó. Tenía los ojos abiertos mirando al cielo. "Yo ya lo he hecho". ese camino conducía a la muerte. Instintivamente. Por un momento. A las emociones caóticas y primarias. Ella se está perdiendo. No la ayudé. en una espiral difícil en su estómago. "DK. a la culpa. supo que no ayudaría mencionar a la policía. y Mary quiso gritarle que se callara. Mary se volvió y miró a su madre y se dio cuenta que la ayuda llegaría demasiado tarde de todos modos. "No" El grito de Hannah de miedo fue desesperado. La culpa la inundó." Él la colocó delante de él y ancló su brazo alrededor de su garganta mientras la arrastraba de nuevo contra él. "Si quieres morir también sólo sigue hablando como una idiota. detente. Esto no está yendo como pensaba. Se dio cuenta que su respiración era desigual. Arrastró a Hannah hacia el gran ventanal del lado este de la oficina. Mary esperaba que la mujer hubiera encontrado la paz. mientras DK dio le daba la espalda y sostenía a Hannah delante de él. Se ahogó y tosió. Ella volvió su atención a DK y a Hannah. y eso le daba muchísimo miedo." La voz de DK fue fría. Le preguntó en voz baja. Se imaginó que los tiradores lo tomarían con un solo disparo.El Club de las Excomulgadas "Al diablo". 63 Denise A. Permíteme ir". Al mismo tiempo. Hannah gimió. Este imbécil quería suicidarse por la policía. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Su mente se revolvió en busca de respuestas. pero a lo mejor era que lo que quería. Maldita sea. Sabía que podían hacerlo en un santiamén. "Olvídate de ella. Era un condenado gran objetivo para un francotirador. y llenó su mente y corazón. tenían que mantener la calma si querían tener alguna posibilidad de escapar indemnes. "¿DK?".

quítate del camino a menos que desees estar muerta". Sonó seis veces. "¿No deberíamos responder?" "No. con su cara retorciéndose con algo que casi parecía dolor. "¡No te muevas!" DK apuntó el arma sobre ella. Hannah cayó de plano sobre un lado y se quedó inmóvil. no muertas. gruñó él. con la cara implacable llenó su mente. alzándose y cayendo. el teléfono sobre el escritorio junto al cuerpo de su madre. Lo que no daría por ver su condenado ceño en ese instante. un poco de todo. "¡Al demonio!" Él tomó el teléfono y lo hizo volar con un preciso disparo. Ella gritó y se puso la mano en la cabeza. pero. Una imagen mental de Dace duro." Antes que pudiera decir nada más. Mary comenzó a moverse hacia adelante. comenzó a sonar. Sus dedos se llenaron de sangre." El teléfono siguió sonando. Mary miró el teléfono. no dudes en salir de aquí con vida. vivas. Un poco rota. DK se estremeció. mujer. 64 Denise A. Las piezas salieron volando. Por favor. y luego dejó caer su carga. sólo. "No hay problema. Mary dio un salto. Ella volvió al presente a tiempo de notar que Hannah estaba cojeando en el agarre de DK. Un segmento le dio una bofetada en la frente. DK lo miró. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . sosteniendo el aliento. Ella se detuvo. "Demonios". "Maldita sea.El Club de las Excomulgadas O al menos. "Hannah".

Tenía que ver a Dace nuevo y mantenerlo apretado aunque sólo fuera por una noche. como un perro del infierno. Pueden venir con sus armas . Una sin sentido y hermosa noche. "Esa fue probablemente la policía. DK la acechó.El Club de las Excomulgadas Sonaba como un pistolero malo del Oeste. Dio una respiración lenta y determinó que no se dejaría perder. Serás mi nuevo escudo". dolorosamente. Reconoció que el pánico estaba tratando de alcanzarla. "¿Y? Es lo que quiero. En cambio. Tenía que vivir. 65 Denise A." Su frente picaba como loca. Sus ojos estaban inyectados con sangre. Si no respondemos la próxima vez. y si la situación no hubiera sido tan seria se habría reído por sus travesuras. Tenía que salir de ahí con vida. ella alcanzó un pañuelo desechable del escritorio y lo mantuvo en su frente." Blazin por mí. podrían entrar." Su corazón latió lento. "Ven aquí. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I Él se encogió de hombros. "No hay posibilidad de pedir ayuda. con su boca como una línea cruel.

Eso asustó a Dace. Jefferson Harris. El viento se levantó. Dace recordó. pero mantuvo atrás sus emociones con una disciplina dura como acero. Quería llegar allí. Era como una pesadilla de la que no podía huir. En primer lugar. Trey. Hannah había caído a un lado." Craig MacGilvary puso una mano en el hombro de Dace mientras se alistaban. pero que ella no se había movido.. "¿Puede ver si Mary está bien?" El jefe de incidentes. maldita sea. como una película de terror. "No estoy vestido como para ir a una fiesta. Es Mary Wickes". No podría estarle sucediendo. y unas buenas pulgadas de nieve ya cubrían el suelo. listo para la acción. se acomodó cerca de la casa de Miller e informaba de lo que podía ver. La ansiedad de Dace se disparó. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I ." El hermano de Craig. "Tiene a otra mujer delante de él como escudo. La información no era buena. un francotirador. oyeron otro disparo. Hannah y DK se habían parado frente a la ventana grande. fue la respuesta de Trey. "Ya conoces la instrucción. como una herida infectada.El Club de las Excomulgadas Capítulo 5 Dace se movió con agitación. cuando estaban tratando de establecer contacto." ¡Hijo de puta! Dace cerró los ojos. otra vez. donde la víctima 66 Denise A. pero se sostuvo. la última vez que había experimentado este tipo de agudo dolor. Para nada malditamente buena.. preguntó por la radio. Trey informó que DK no le había disparado. "Espera". Justo después de eso. La radio en la estación de mando móvil crujió. "Tiene sangre en la frente.

no retrocedería. De regreso en el trabajo. Tú no. Intelectualmente. **** 67 Denise A. no podrás participar en esta operación. "Está bien. Harris dijo." "Estoy bajo control. Banovic "dijo Harris. ¿Puedes operar como siempre lo has hecho. "Entremos. con el entendimiento en sus ojos azules. "¿Estás bien?" "Estoy perfecto"." El comandante SWAT lo miró fijamente durante unos sólidos quince segundos. cómo se te ha enseñado? Si no puedes. el capitán miró a Dace con ojos duros y evaluadores. Después de decidirlo. "¿Qué?" "Espera un minuto. El comandante inhaló. No me importa cuán escasos de gente estemos. con una mirada de evaluación tan precisa como la de un halcón." Ahora estaban hablando. Sacaría a Mary de allí con vida aún si tuviera que caer y morir por ella. "Esperen. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Dace entendía que ni siquiera debía estar en esta operación. el equipo diseñó lo que debían hacer a continuación. Emocionalmente. "Sé honesto contigo mismo y conmigo.El Club de las Excomulgadas vagaba sin rumbo en un laberinto del que no podía escapar hasta que el maldito muerto viviente entraba en escena y hacía su macabro asunto. Fuera de aquí"." Mayor por unos diez años. Ellos tendrían que arrastrar su trasero de ahí. gritando y pataleando.

y supo en su corazón que la ayudaría. Ella sabía que Dace estaba allí. no tiene por qué ser así. pero estaban alejados. por favor. Miró a Hannah. Quiero estar muerto. Los vidrios llovieron sobre Hannah. y no pudo reprimir un grito de dolor. Ella sentía un chorrito de algo en la frente y se preguntó si su corte aún sangraría. DK la soltó bruscamente y agarró una silla cercana. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Este hombre había tomado "el ser postal" con el corazón. Necesitan ver que no soy una maldita presa fácil y que hablo en serio. no muy lejos de ella. Lo único bueno era que la nieve no se había transformado en ventisca. DK mantuvo la presión en su cuello." "De ninguna manera. La arrojó por la ventana. y ella gimió cuando el dolor se multiplicó. los otros bastardos donde trabajo tienen que entenderme. La nevada bailaba. y se dio cuenta de que la mujer estaba respirando. DK agarró a Mary por el cuello una vez más." Mierda. y todo pareció rodar en cámara lenta. 68 Denise A. en el aire del exterior. ella se cubrió la cara con sus brazos. y el alivió calmó parte de su terror. con férreo control. Su brazo se apretó alrededor de su cuello. mientras sostenía la pistola en su sien. Un segundo más tarde la presión del frío acero se atascó contra su frente. Me estás haciendo daño". "DK.El Club de las Excomulgadas El antebrazo DK apretó la garganta de Mary y ella hizo una mueca de dolor. Desde su posición. Confiaba en él por completo. Además. Podemos poner fin a esto ahora. "DK. como una alfombra blanca cubriendo completamente el suelo. vio equipos del Departamento del Sheriff fuera del ventanal apuntándoles. Mientras los vidrios volaban con un sonoro estrépito." "¿Por qué?" "Porque aguanté las tonterías de mi madre durante toda mi vida y ahora la vida se ha acabado. Ella estuvo a punto de gemir.

déjame sentarme. y ella no pudo reprimir un grito de dolor. Las lágrimas subieron a sus ojos." "¡La mataré!" "Mary y Hannah no han hecho nada. Decidió que era mejor no empujarlo. Necesitamos que salgas de allí "¡No digas eso! ¡No digas eso! ¡No sabéis nada de mis problemas!" El grito de DK. perforó sus oídos. Tenía que encontrar una manera de liberarse de él antes de que perdiera más el control. Nada es tan malo para que tenga que llegar a esto. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I con las manos en alto.El Club de las Excomulgadas "¡Vamos!" DK se burló de las autoridades mientras gritaba en el aire helado. "No digas otra palabra o te mato". "¿Tal vez tenga que maltratarla un poco más para obtener algún tipo de acción?". Por favor. Esperaremos el tiempo que sea necesario para resolver eso de forma pacífica. "¿Qué pasa si sólo salpico su cerebro en este momento. "Por favor. no queremos hacerte daño. Déjalas ir y hablemos de lo que está mal. y su corazón latió con un gran estruendo. Él apretó el arma más fuerte en su sien." Eso no era mentira." . "DK. "¡Vamos! ¡Disparadme!" Un negociador SWAT habló por un megáfono. se quedó tan quieta como le fue posible. o tomo su vida?" 69 Denise A. preguntó DK a los policías. resonando en sus oídos. Lo mucho que se preocupaba por él. como el de un maníaco. No te haremos daño. ¿de acuerdo? Me siento mal. Hizo un voto de nuevo de que si se las arreglaba para salir de esa con vida agarraría a Dace y le demostraría lo importante que había llegado a ser para ella. déjame esa oportunidad.

Haz algo. Iré a ver. ¿cómo estás?" El pelo de la mujer estaba gris y enrollado en la parte de atrás de su cabeza. Dace le había preguntado al comandante SWAT si podía quedarse ahí y asegurarse del estado de Mary y de Hannah. Dace. Plantó las manos en sus caderas y caminó a un ritmo continuo. pero no pudo. Kelso había vuelto al trabajo. Un chasquido fuerte sonó en su oreja. 70 Denise A. Sin aire se atragantó. Él apretó aún más y su visión se atenuó. Bette. **** Dace se paseaba arriba y abajo por la pequeña sala de emergencias del hospital regional. Sal de sus brazos. dándose cuenta que no sería bueno para su presión arterial que se disparara hasta el techo.El Club de las Excomulgadas Su brazo se apretó. ya que todavía faltaban dos horas del turno. El mundo se volvió oscuro. Lucha. Acabaron con ella hace unos momentos." Frustrado. Sus músculos se juntaron a pesar de sus esfuerzos por relajarse. "¿Estás esperando a alguien?" "Hola. ¿Qué demonios les estaba tomando tanto tiempo de todos modos? La impaciencia cortaba por él a pesar de que trataba de calmarla. "Hey. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . El comandante no había tenido problema con eso… ninguna de las dos tenía familia en la zona. estoy a la espera de ver cómo está Mary Wickes y si puedo verla. Una enfermera salió de la zona de atrás y se dirigió hacia él. Sí. un ruido confuso salió de su garganta. se dio cuenta que había estado tan tenso que ahora no lo podía evitar. Mantente de pie. su alineado rostro estaba sonriente y tenía ojos azules calmados tan suaves como las aguas del Caribe. lo siento." "Oh. Dio una respiración profunda. Miró sus botas de combate negras ir y venir sobre el viejo linóleo. Ella intentó tomar otro aliento.

aún tenía su estómago revuelto. "Por fin. y su corazón se alivió más." Él le levantó la barbilla y miró su frente. "¿Cuál fue el veredicto sobre esa lesión en la cabeza?" "El metal del teléfono me golpeó. Mary llevaba su abrigo manchado de sangre. pero me siento bien.El Club de las Excomulgadas "Aquí está ella". Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . A pesar de que era alta. su esbelta figura todavía se veía pequeña y frágil. "Tu garganta suena un poco ronca. sus ondulados rizos castaños estaban contenidos en una cola de caballo." Ella se tocó el lugar debajo de su sien. Me han revisado." Ella se deslizó el abrigo manchado de sangre. "Me duele. y tenía su rostro demacrado y pálido. y el final de esa pistola apretada contra mi sien provocaron los moretones justo ahí. Pero no es tan grave como los paramédicos pensaron. Él se perdió en la visión de ella. "Así es. pero no creo necesitarlos. ella dio una sonrisa y sus ojos se animaron con diversión cuando lo vio. con su ritmo cardíaco ahora a un ritmo razonable. de un modo que hacía que deseara tomarla en sus brazos y prometerle que la protegería para siempre. Lanzados en desorden." 71 Denise A. Soy dura como una vieja bota de combate. Para su sorpresa. sintiendo un alivio vertiginoso. A pesar de su alivio al ver a Mary bien. dijo Bette mientras llevaba a Mary a la sala de espera. Dace se acercó a ella. El doctor me dio calmantes en caso que los necesite. delicada. Sus grandes ojos castaños estaban fijos en él. terminado y lista para servirte. hecho tantas pruebas y examinado tan bien que no tendré que consultar un médico por un siglo". Estoy en gran forma." Entonces vio a la contusión leve en su cuello y apretó los dientes. "¿Te han dejado ir?" "Por supuesto. Su pálida cara en forma de corazón mostraba la tensión que ni una sonrisa podía ocultar.

"Cariño." Bette los dejó a las puertas automáticas de cristal que llevaban de la sala de emergencias al estacionamiento. La mayor parte de esta sangre es de Miller. Unas pocas pulgadas les dificultaban caminar. "Vamos. Nunca lo podré usar de nuevo.. Está caliente. Tienes razón. Yo." Puso en marcha el motor y encendió la calefacción." Él se quitó su abrigo. Vayamos a casa. el parabrisas está roto. "¿Qué estás haciendo? Hace mucho frío aquí. se quitó el gran abrigo y lo colgó en el respaldo del asiento. dijo Bette. 72 Denise A." Él la tomó del brazo. "Oh. "¿Te importaría llevarme de nuevo a mi coche?".. "Órdenes del médico. Él agarró su antebrazo. Preguntó al llegar a su camioneta. las condiciones de ventisca que se habían predicho aún no habían comenzado." "No me hagas enojar". Lo tiraré a la basura. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . ¿recuerdas? Miller te disparó" Ella se sentó en el asiento del pasajero. "No puedo llevar esto. aunque la nieve se seguía acumulando. Afortunadamente. Él abrió la puerta del pasajero. mientras andaban por la acera cubierta de nieve. sin vacilación ni debilidad evidente. Ella caminaba de forma constante.El Club de las Excomulgadas "Ella debe quedarse en casa durante un par de días"." "No. La noche empezó a caer en forma de nubes oscuras cargadas de nieve. oscureciendo mucho el sol. "Aquí." Después de caer en el lado del conductor. maldita sea.

y todo le colgaba como un saco. que él conocía. Las mangas caían sobre sus dedos. Sea cual sea la loción que usas para después del afeitado. "¿Por qué no lo necesitaré? No es como si tuviera un segundo coche. "¿No dijo el médico que debías quedarte en casa por lo menos dos días para recuperarte?" "Sí. no lo necesitarás por un par de días." "¿Sabes qué. tienes razón. "Oh. "Gracias. "Y huele como tú"." Su pene se puso semierecto. "De ninguna manera. Él sonrió." Cuando salían del estacionamiento. "Pensé que podría evadirme de la realidad a partir de ahora." "Whoa". Por cierto. Él levantó una mano. "Tienes razón. ¿A ella le gustaba su olor? Un cosquilleo de serios. Has pasado por un infierno hoy. Ahora. tu coche estará incautado como prueba por un día o dos. pero parecía que no podía detenerse." Sus ojos se nublaron. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I anticipación masculina bailó a través de él. Está tibio. a pensamientos más . "Te llevaré a casa y llamaré a una de tus amigas para que se quede contigo. escondía algunas emociones mucho más inestables e impredecibles." Su tono sarcástico. ella frunció el ceño. Es una mierda. ella se metió en el abrigo." "No veo por qué no puedes darte un poco de tregua. loción para después de afeitarse que usas huele genial." Ella inhaló profundamente." 73 Denise A. "¿Me acabas de insultar?" Ella se acurrucó en su asiento.El Club de las Excomulgadas Con una sonrisa irónica. Descansa. Dace Banovic? Eres un hombre autoritario. pero no sé si realmente necesito ese tiempo libre. De todos modos." "Tómatelo." Oyó el borde áspero de su voz.

pero mantuvo su mente en el camino. no necesito niñera. Pero no esta noche. No hemos podido tener nuestra cita de esta noche. pero lo mencionaría en algún momento. Este edificio en particular había visto demasiada actividad criminal por la tarde. ya que no estaba en uno de los mejores barrios.El Club de las Excomulgadas "Dace." "Los estantes están vacíos. Quisiera ir al supermercado. y él se sintió como el estúpido más grande del mundo por estallar sobre ella. "Piensa en ello de esta forma. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I este tiempo podrías tener que trabajar esta noche. Él no quería criticar la situación de su vivienda. Los chicos en el trabajo saben lo que sucedió y tratarán de cubrirme si pueden. "Pensé que con "Tal vez." "No hay problema. No le había gustado el aspecto de ese lugar la noche anterior." "¿Tenemos una relación y la estabas escondiendo?" "Maldita sea. 74 Denise A. Él respiró profundamente mientras se detenían en su complejo de apartamentos. Recogeré algo y lo traeré de vuelta a tu casa. Deja que me ocupe de ti al menos por esta noche. "Si después de eso quieres que me largue de tu vida. Sí." Sus palabras salieron bruscas e indignadas. Te prepararé la cena. Quería recogerla y llevarla a su casa. porque ella necesitaba la familiaridad de su propio espacio." Ella se quedó en silencio después de eso." Miró el reloj en el tablero de su coche patrulla." "¿Quieres decir que les dijiste que tú y yo teníamos una cita?" "Síp. deja de ser tan frívola. Mary." "Ya lo sé. No estoy escondiendo mi relación contigo. pero el final de mi turno normal será en breve. tendría que hacer milagros para compensar su mal genio de esta noche. me iré al infierno." ." Él sintió su mirada fija en él.

No lo haría." "Lo que necesito. Dos lágrimas se escaparon y se filtraron de sus ojos bien cerrados. Había querido estar con él. Demasiado tarde. Pateó sus zapatos negros y los dejó en el sofá. "Tenemos que hablar de ello." *** Mary medio esperó que él diera marcha atrás y dejara su apartamento. Llevaba un traje pantalón casual azul marino hecho de un material que parecía que nunca se arrugaba.. Él las debió haber visto de inmediato. es que la gente deje de decirme lo que necesito. y ahora aquí estaban." "Todo está bien. no lo sé. Una expresión cansada apareció en su embrujada mirada. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . absorbiendo el calor y el cariño que se dirigía hacia ella. Él se acercó. Cerró los ojos antes de que sus lágrimas pudieran derramarse. Le apretó la cabeza suavemente en su hombro y le acarició el cuello con suaves toques. y eso la desconcertaba infinitamente.El Club de las Excomulgadas Una vez dentro de su apartamento.. no quería llorar. ella arrojó el bolso en el banco junto a la puerta. porque deslizó sus brazos alrededor de su cintura y la acercó a su duro cuerpo. No había recibido demasiado bien su preocupación." Él quería desesperadamente tranquilizarla. Se detuvo en el centro de la pequeña sala de estar. Dios. 75 Denise A. Ella mantuvo la mirada enredada con la suya. con sus cejas apretadas. Más que nada. Una ira de combustión lenta se inició en su interior mientras Dace utilizaba sus mágicos dedos para darle un masaje en la tensión de sus hombros. Dace. vio la expresión perseguida en sus ojos. "Hey. "Yo. A medida que se quitaba el abrigo y se lo devolvía. Tiró su abrigo manchado de sangre allí también. Apretó sus hombros y se los masajeó con cuidado. parecía a punto de desplomarse. ¿estás bien?" Ella lo miró.

"No hay problema. "Me siento tan extraña. con el cerebro nublado por emociones que no podía etiquetar.El Club de las Excomulgadas "Todo está bien." Le besó una lágrima y luego la siguiente.. Fui mandón. se desnudó metódicamente.. "Dame la llave para que pueda volver a entrar" Ella tomó las llaves de su bolso y se las arrojó a Dace. y luego deslizó los brazos alrededor de su cuello y los mantuvo rígidos. Ella quería que su abrazo despejara las telarañas y los sentimientos extraños que la asaltaban de todas direcciones. El calor la quemaba. Él la apretó. como una reacción inesperada después de la tensión que había experimentado. se secó. amando su amabilidad y cariño. Ser dependiente de un hombre equivalía a malas noticias." Su voz se ahogó en su hombro. como si hubiera besado todo su cuerpo." Él se movió hacia atrás. se puso de pie bajo el agua más tiempo del que solía hacerlo y contempló la inmensidad del día. y tenía un montón de pruebas de ello. No es necesario que ocultes nada de mí. "Estás a salvo. No quería sentirse así de indefensa. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Había olvidado traer una muda de ropa con ella. mientras imponía su voluntad. y se puso una toalla grande alrededor." Sus manos le frotaron la espalda a un ritmo suave. En la ducha. "¿Por qué no tomas una ducha o un baño? Hará que te sientas mejor. Un fuego lento se encendió en sus ojos. como tú dijiste. 76 Denise A. Él se fue con la promesa de volver dentro de poco. Las lágrimas se derramaron de sus ojos. Ella se estremeció. de inestable y dependiente." Si había pensado que su voz había sido de acero ese día. Una vez en el cuarto de baño. No podía fijar su mente en nada. Lo siento si te ladré antes. Voy a recoger algo para que comamos. y eso la asustaba." "Lo sé. ahora la convencía con una suave y ronca persuasión. Cerró la ducha. Yo sólo. abrió la puerta y corrió por el pasillo a su habitación. Se sentía tan fuerte que la hacía sentir protegida. Mary sintió la exploratoria caricia.

Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I .El Club de las Excomulgadas Y chocó en Dace viniendo de la esquina. y la toalla cayó al suelo. Sus brazos se acercaron para estabilizarla. 77 Denise A.

Había comprado un poco de pollo asado y una ensalada de patatas. la forma en que su alta. pero no de vergüenza. bragas. "Oh no. la comodidad de todo. Dios. y una sudadera de pana azul rey en un tiempo récord. después se dio cuenta que estaba allí de pie. cubierta con una sombra. Oscilaba entre la decepción y el alivio. Corrió. a cuero y almizcle. Dace apretó su cintura desnuda mientras la sostenía. desnuda. Absorbió su olor masculino. Se echó hacia atrás contra la puerta. sino de puro deseo. Se puso sujetador. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . sus labios se abrieron. No era comida rápida grasosa. fuerte y firme figura se presionaba a lo largo de ella. La cafetera gorgoteaba. Tenía la mandíbula apretada. acercándola. no quería que él pensara eso. agarró la toalla del suelo y se precipitó al dormitorio. Dace probablemente había pensado que había dejado caer la toalla a propósito." dijo ella en voz baja. Él palmeó su espalda mientras la abrazaba. y ella sabía que él veía sus pechos aplastados contra su pecho. 78 Denise A. Forzó el aire a través de sus labios y se apresuró a vestirse. Avergonzada. Híperconsciente. La mirada Dace se encendió. "La comida está lista. y a algo únicamente suyo.El Club de las Excomulgadas Capítulo 6 No había palabras para describir lo que Mary sentía. Su mirada había caído. Sus dedos se metieron en su camisa. sus sentidos abrazaron el momento. Él se volvió hacia ella con una sonrisa. por decir lo menos. saliendo de su habitación y se encontró con Dace en su minúscula cocina. con los ojos latentes con evidente necesidad. Un rubor llenó su cara y viajó por su cuello. con su cuerpo temblando mientras apretaba la toalla contra su pecho. Permitió que su cabello húmedo colgara suelto. y ella apreció el ambiente casero." Él se dio la vuelta sin otra mirada y se dirigió a la sala. presionada a lo largo de ese cuerpo fuerte.

. que iba a morir." Rodeó el desayunador y se detuvo junto a ella. "No estoy seguro que lo estés.." Bajó la voz a un estruendo sexy como el infierno. y luego le dio una de esas sonrisas que derretía su corazón. y tenía la pistola en tu cabeza. Te juro que no lo hice a propósito"." El café burbujeaba continuamente a medida que el delicioso olor llenaba el aire." La incertidumbre en su voz la sorprendió. "Pero no me aprovecharé. No ahora".." Ella se asomó por entre sus dedos." Un mareo horrible se apoderó de ella. Él se cruzó de brazos... "¿Por qué?" "Porque. Hard Men". "Cuando perdiste la Ella se cubrió el rostro con las manos. Bajó sus manos. más de una vez. "Bien. "Me estás mirando. "Cuando escuchamos que DK quería que lo derribáramos.El Club de las Excomulgadas "Hice café descafeinado. Ella se sentó en un taburete." 79 Denise A. el comandante de incidentes supo que teníamos que disparar.." Estaba medio convencida de eso. dijo. "Pensé. Él parpadeó.. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I toalla. Gracias. Me imaginé que los dos podíamos necesitarlo después del día que hemos tenido". "Lo siento. "En lugar de eso conseguiste una buena vista"." ." El silencio se prolongó mientras la miraba. "Estoy bien. "Iba a preguntarle si querías café. "No puedo evitarlo. y Mary no supo qué hacer con su expresión de sondeo. "No tanto como me gustaría.

con su tacto piadoso y con respeto. "Sé lo que quiero. "Al escuchar el primer disparo cuando estaba en el teléfono contigo. él se dirigió detrás del mostrador y se puso a trabajar sirviéndolo en dos tazas blancas. Ella retrocedió. no sólo en sentido físico.El Club de las Excomulgadas Él le acarició el pelo. "¿Qué?" Ella respiró fuerte. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I que había experimentado en una forma mucho más sincera que la persona . "No estoy segura de lo que siento. "¿En serio?" Él le quitó la palita y la atrajo a sus brazos. y aún más miedo de lo que no sentía." 80 Denise A. con miedo de lo que sentía. no pude pensar en nada más que en llegar a ti. la desesperación de dolor en su voz la golpeó. Sus brazos eran fuertes. Se vislumbraba una desesperación y sinceridad en sus ojos que no había visto en un hombre." Su mirada la atrapó. "Crema solamente. Me siento dispersa". Estoy confundida e insegura." "¿Sobre todo?" Una leve sonrisa se logró formar en sus labios. Como si entendiera lo promedio podría. "¿Crema y azúcar?" Levantó la caja de crema baja en grasa. "Necesito sentirme con los pies en la tierra." Después que la cafetera sonó anunciando que el café estaba listo. La sinceridad. "En serio". "¿Cómo dividida?" "Eso me describe a la perfección. Me asusté horriblemente".

¿Qué otros secretos escondes bajo todos esos equipos de policía?" Oh. Ella logró una sonrisa mientras metía los platos en el horno de microondas. Mi estómago está tan apretado. Tienes razón. Banovic. sin embargo. "Tengo hambre. "Está bien.El Club de las Excomulgadas Él ignoró el azúcar también. Se siente raro". . ¿no?" 81 Denise A. Compré para una fiesta"." Él esbozó una sonrisa torcida y se dirigió a la nevera donde había guardado la comida. "Vamos. Calentaré estas cosas". Yo no sé si pueda. Wickes. Bueno. Después se lo sirvió. Estás delirando". No me gusta la sensación." "Siempre estás controlada. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I escuchar. Ella bebió el excelente café. adicionando una generosa porción de crema a su taza. como puedes "Sólo come un poco. Siéntate ahí y relájate." "Creo que sí. "Come. con la reverencia reservada para un champán especial. está bien. "¿Por qué. Dios. "Creo que tienes razón. Pensará que estoy excitada por su cuerpo. su cerebro se desplomaba. "Te sorprenderías. nunca me di cuenta que eras tan doméstico?". Su expresión fue irreverente mientras colocaba un plato y cubiertos delante de ella e hizo que Mary se preguntara si lo habría insultado de nuevo. Tienes que comer o herirás mis sentimientos. No podía creer que había dicho eso. infiernos." Su estómago gruñó. "¿Lista para comer?" "Comienza tú. lo estoy.

He visto a gente hacerlo más de una vez. Pero no me perdí la última guerra. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Al momento se sentó en un taburete a su lado y comieron en silencio durante algún tiempo.. "Quiero decir. Ya sabes. Todavía estoy tranquila ahora. "¿Alguna vez has experimentado algo como esto antes?". "Depende de tu definición de peliaguda. Estoy en reserva. "Sí. Le preguntó ella. el fin de semana guerrero". Él colocó los platos de comida frente de ella. "¿Has visto a alguien disparar o tenido que matar a alguien?" "He sido policía diez años y fui marine durante ocho. Ella absorbió su sabiduría. Otra parte quería que él la conociera por dentro y por fuera.El Club de las Excomulgadas Él lo había dicho antes." Ella se rió." "¿Estuviste en la primera Guerra del Golfo?" "Me lo perdí. y parte de ella se resentía eso. "Y ¿Fuiste a Irak?" 82 Denise A. compartir todas las cosas que ella nunca había compartido antes de ese momento. Acertaba demasiado. ¿verdad? Has estado en situaciones peliagudas antes". Hasta que la mierda golpea el ventilador". "Lo sabes. Hay peliaguda leve y hay tamaño gorila." Mientras miraba las profundidades de su café con crema dijo. ¿Exactamente lo que pasaste hoy?" "No exactamente." "Eso es lo que todos pensamos. Pronto se había terminado la mitad de la comida con gusto..

"Sí. tal vez incluso es una pregunta estúpida. Algunas personas lo llaman un especialista de apoyo de fuego. ¿Estaba en el ejército. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . "Ese fue el día que mataron a mi novia." Una nube pasó por encima de su expresión. "Nos tomó doce horas antes de poder escapar de nuestro pequeño pedazo de infierno. "Pero ¿los salvaste?" "Lo hicimos. pero se contuvo. Dios mío. Un hombre resultó gravemente herido." Al principio. En mi primera visita a Afganistán." Ella sabía que había más de la historia. Le decía a los demás dónde y cuándo matar. sí. Lo miró fijamente. también?" 83 Denise A. A lo grande. "¿Qué pasó?" "El infierno se desató." "Tuviste que matar". Llevaba el nombre por Marilyn Monroe". "Sé que esto es extraño. ella pensó que no podría explicárselo.. "Oh. He sido llamado a luchar contra el enemigo un montón de veces. y pensamos que estábamos perdidos".El Club de las Excomulgadas "Dos viajes a Afganistán". Gloria Jean Franklin. ¿Fue horrible?" "A su manera. y ella tuvo que preguntarle. pero entonces.." "¿Qué hiciste allí?" "Fui un observador avanzado. Una vez. otros tres muchachos y yo fuimos inmovilizados por el fuego de francotiradores.

" La información se hundió en su estómago como un ladrillo. "Siento mucho que tuvieras que pasar por eso otra vez. "Hoy.. Un verdadero hijo de puta se le acercó queriendo algo de dinero rápido. has tenido que dispararle a alguien. fue el retorno a una pesadilla para ti. La comprensión se mostró en su hermoso rostro." "Eso. "Se podría decir eso. Le disparó en la cabeza antes que pudieran intervenir. en una tienda de conveniencia en Denver. Estaba en el lugar equivocado en el momento equivocado." "Tal vez estás tan confundido como yo"." "¿Lo has hecho tú? No lo hiciste hoy". Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . ¿Has visto que le disparen a alguien?" "Gold Rush y el condado son malditamente bastante pequeños. y deseó con todo su corazón que él nunca conociera ese dolor otra vez. "Así que entiendes más que nadie lo que has vivido hoy". Lo siento mucho. Cuando el equipo SWAT llegó. También estaba repleto de fármacos anti psicóticos. 84 Denise A. La tomó de rehén. "Oh. Él cubrió sus dedos y se los apretó suavemente. El silencio se reunió alrededor de ellos por un tiempo. "Sí". Y mucho más. Perdiste a un ser querido.." Las lágrimas llenaron sus ojos." "Gracias.El Club de las Excomulgadas "No. Dace. hasta que ella volvió a hablar. ni siquiera negoció. Mary". La mayor parte de la policía de la ciudad y de los oficiales del sheriff en el condado ni siquiera le han disparado a alguien." Le dolía el corazón. cuando DK nos mantenía como rehenes. “Como policía.

A menos que reciba una llamada de los SWAT. con su mente dando vueltas con sus preguntas. me quedaré el resto de la noche. con su mirada acariciante. Podrían llamarme de nuevo. Un latido molesto se inició en sus sienes. "No me iré". Ni siquiera con los SWAT. Hoy fue el incidente más traumático que hemos tenido desde que estoy en el equipo. sin saber qué pensar. "¿Estás preocupado por ser enviado de vuelta a la guerra?" Él terminó de masticar antes de responder. 85 Denise A. Ella apoyó la cadera en la mesa y se cruzó de brazos. "Nop. Ocuparía demasiado del poder y energía de mi cerebro que necesito para hacer mi trabajo y disfrutar de mi vida. "¿Estás bien?" "Me duele la cabeza".. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Él frunció el ceño. No te dejaré aquí sola. Cuando se alejaron de la pileta. "¿No?" Él imitó su postura." "¿Todavía estás en reserva?" "Sip.El Club de las Excomulgadas "No le he disparado a nadie desde que soy policía.”. "No puedo permitirme pensar de esa forma." Ella terminó de comer.. El tiempo pasó en silencio. nos quedaremos atrapados aquí"." "¿Y si quiero estar sola?" Ella se frotó la frente. Él miró por la ventana encima del fregadero de la cocina y guardó el último plato. mientras ponían las sobras y colocaban los platos en el lavavajillas. Ella miró su comida. "Date la vuelta". se dio cuenta que la nieve se había apilado. Dace se acercó. pero en este momento. "Si esto sigue así.

La piel de Mary se estremeció con conciencia. sus secretos." Él pasó los dedos suavemente sobre su mejilla. Por un momento ella no pudo decir lo que deseaba o cómo lo deseaba. y todo lo que puedo hacer es mantener la calma. queriendo saber todo de él de la forma en que pudiera. y sin embargo predispuesta." Suspiró cuando sus dedos tejieron magia. "¿Mary?" "¿Sí?" "Hoy no ha sido simplemente horrible porque me recordaste a Gloria. Marine.El Club de las Excomulgadas "¿Para qué?" "Confía en mí. "¿Cansada?". Sus ojos brillaron con calor y excitación. Su mirada cruzó de sus ojos a su boca y se quedó ahí. y no puedo. Su cabeza se inclinó un poco hacia el lado. su ritmo cardíaco acelerándose. sus inhibiciones desaparecieron. Fue la peor pesadilla que he tenido en la vida. 86 Denise A. Tal vez debas tomar un baño caliente. "No tienes ni idea. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Deseo tanto arreglarlo para ti. Tocarlo encendía peligrosos y deliciosos sentimientos. Se volvió hacia él." Ella miró los ojos de Dace y sintió como si hubiera conectado en su alma. Esperó por lo que viniera. sin saber." "Esas son palabras peligrosas. "Estás tensa. Más allá de terrible porque tú fuiste la rehén. y mientras se acercaba. Dace era una fusión de energía masculina e inusual vulnerabilidad que le daba curiosidad más allá de toda medida." "Tal vez. Vestido con su atuendo de policía. queriendo verlo a la cara. Le preguntó." Cuando sus manos ahuecaron la parte superior de sus hombros. Estoy fuera de mí. "Verte herida emocionalmente así. él se inclinó y le susurró al oído. Fue más allá." Le frotó el cuello con un toque suave.

los hombres la habían besado con la misión de seducirla para ir la cama. caliente. Él se quejó en su boca y se hundió en ella más profundamente. deseosa de sentir su pecho frotándose sobre sus pezones.” Sus dedos se deslizaron por el cabello en la parte trasera de su cuello." El calor quemaba su bajo vientre. Le cortó la respiración mientras el beso la echaba directamente a una tormenta de fuego." "Todavía quiero hacerlo. No esta noche. Una excitación dulce. Su erección se apretó contra su estómago. El 87 Denise A. El estruendo de su deliciosa voz la seducía. Cuando la acercó a su pecho. No habían hecho que su corazón latiera. ella cayó en su dulzura y ésta se dirigió directamente abajo. Oh. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . "Antes de hoy querías dejar el departamento del sheriff. Casi todos habían fracasado. Dios.. No la habían besado." Se lamió los labios y siguió su mirada.El Club de las Excomulgadas "Sí y no. Su control sobre sus hombros se apretó. ella se movió. con un deseo más fuerte que cualquier cosa que hubiera experimentado con otro hombre. "¿Quieres hablar un poco más?" "No estoy seguro que pueda hacer eso. "No. con su aliento capturado. con sus ojos ardientes. así. su boca se torció sobre la de ella en una hambrienta demanda.. "Pero no esta noche. sí. floreció y se extendió hacia el exterior." Tenía su boca tan cerca. vertiendo su sangre con furiosa violencia a través de sus venas." Mientras la besaba. ardía en deseos de estar más cerca. con su cuerpo temblando con una fiebre loca. Involuntariamente. y la impresionante longitud calentó sus muslos y construyó un dolor que exigía un desenlace. y respondió sin titubear.

Le tomó el trasero. en su cintura. no. Cada beso llegaba con un nuevo punto de vista y luego con otro." Ella se echó hacia atrás lo suficiente como para ver sus ojos examinándola.. Cuando pensé que podría perderte hoy. siguiendo el pequeño hoyuelo del centro de la barbilla. ahora se sentía nuevo y explosivo. lo que está pasando aquí. a sus caderas. Una ola de placer y comodidad salió a la superficie dentro de ella. Él se echó hacia atrás lo suficiente como para susurrar contra su boca. en sus brazos. ¿verdad?" "Dios. me asustó más que cualquier cosa que haya experimentado. La apretó a su lado hasta que casi tocó sus pechos. Sus dedos pasaron a través de su muy corto pelo en la parte trasera de su cabeza.. Estar con Dace llenaba un espacio que no se había dado cuenta que tenía que llenar. Aunque la había besado antes. que se dibujó en una punta fina como lo hacía con Dace. Que cualquier cosa". No es sólo lujuria. 88 Denise A. como si buscara una respuesta singular que sólo su toque podía descubrir. quitándole la concentración que agotaba sus defensas. Sus hombros. Con el flujo natural de la pasión. Desde el primer día que te vi. ella le tocó la mandíbula y sintió el roce de su barba. a su fuerte garganta. Sus dedos se pasaron por su pelo. Mientras la besaba de nuevo supo que él no se detendría en un simple toque y unos cuantos besos. como si no se cansara. Su toque parecía encontrarla toda a la vez. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . luego hacia abajo. "He querido hacer esto durante seis meses. "¿Desde el primer día que nos conocimos?" "Desde ese mismo día. Él la probaba con hambre voraz." "Dace. La exploró por todas partes. deteniéndose en su espalda. Ella se apretó al pecho sólido.El Club de las Excomulgadas deseo la envolvió como una ola implacable. Nunca esperó experimentar una tensión sexual tan fuerte. con los pulgares acariciando sus mejillas. Se detuvo. la sostuvo quieta en una suave inspección.

Su pene presionaba sus secretos. La besó y mordió en el cuello. La caída de la noche se añadía a su intimidad. que se estiró en respuesta. de revelar su necesidad con la acción primitiva y con sus palabras. Si las cosas hubieran salido mal. y quiso que este momento no tuviera fin. Él se levantó el tiempo suficiente para quitarse la camisa y lanzarla a un lado. de sus piernas y fue alrededor de su cintura. Se separaron sólo el tiempo necesario para encontrar el dormitorio. y ella gimió en su boca con vivo placer. Su respiración se volvió bocanadas mientras la excitación agudizaba su estado de alerta y el deseo pasaba a través de él como un rayo.El Club de las Excomulgadas Tengo que conocerlo. Era fantástico. tan suave y exigente. **** Dace pensó que había encontrado el cielo. pero entendiendo que ella necesitaba consuelo. no la tendría en sus brazos en ese instante. Realmente conocerlo. Se asustó y emocionó a la vez. Nunca había sentido este deseo irresistible de tener. se deslizó sobre su pene. rompió su decisión de tomarla de forma lenta. Jesús. Trabajó abriendo su camisa y deslizó sus dedos sobre su camiseta. y luego la atrapó en sus brazos. y cuando sintió su contacto. Él iba a estallar como un colegial en cualquier momento." La declaración de Mary. Él pasó una mano debajo de sus nalgas. Él rompió el beso. Tengo que tenerte ahora. Sus palabras. con un fuerte deseo de montarla. pero una suave luz desde el pasillo daba algo de iluminación a la habitación. jugando con sus 89 Denise A. "Por favor. Ambos cayeron en la cama de matrimonio. "Te deseo". Las piernas de Mary se separaron y él dejó el control en su cintura. la lanzaron por encima del precipicio. tan bajas y roncas. Mary no se quedaba atrás. y lo atrajo para otro beso. Inmediatamente su mirada lo evaluó mientras ella pasaba las manos por encima de sus pectorales. Se echó hacia atrás el tiempo suficiente para quitarse las botas. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . de poseer. Dace. sin embargo. Me duele.

Mary se perdió en jadeos. no puedo soportar esto". Ella se detuvo en cada músculo de su estómago hasta que pensó que no podría aguantar ni un segundo más. Dace. "Dime lo que deseas. Le desabrochó el sostén y reveló sus pequeños y completos pechos coronados con grandes pezones color miel erizados por la excitación. "Dentro de mí". se siente tan bien. le ahuecó un pecho y se inclinó hacia adelante. Alargó la mano hacia la parte superior y la ayudó a desvestirse. 90 Denise A. Ella se retorció bajo su suave esclavitud. sujetando sus muñecas con una mano. Tiró la ropa a un lado de la cama. Empujó suavemente dos dedos en su interior y la acarició. Él se quejó. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Él se movió bajando. le chupó un pezón mientras circulaba el otro con el pulgar e índice. Dios. "Oh. Él alcanzó sus manos y las levantó por encima de su cabeza. y se abalanzó por otro beso. "Dios. pero no creía que pudiera esperar un momento más para explorar sus secretos ocultos. con su boca succionándola hasta que sus pezones estuvieron duros y desesperados por más." "A ti. con caricias sutiles en las curvas de su camino." Ella gritó y su cuerpo se arqueó mientras agarraba su cabeza contra su pecho. Añadiendo más a la tormenta. Dace la soltó el tiempo suficiente como para bajar y quitarse los zapatos. Su pene le dolía por el ansia. Él probó cada uno. Luego trabajó en sus pantalones sacándolos de sus caderas. miel. con su gusto exuberante y delicioso. arrastrando sus bragas tipo bikini de algodón blanco hacia abajo por sus piernas. A pesar que había dicho que lo deseaba ahora. Por favor. Su boca se abrió a su lengua. súplicas y suaves demandas por más. decorándolos con remolinos y lamidas. mordisqueando y explorando sus costillas. su toque jugaba con él y lo acariciaba. Él sonrió." Sus palabras llegaron entrecortadas.El Club de las Excomulgadas pezones en sus palmas. la deseaba. Ella abrió la boca y se retorció. Tenía que tocarla en todas partes. Dios. Sin dudarlo. gemidos. Él probó la carne caliente entre sus piernas y la encontró caliente y húmeda. son caramelos. dando una lánguida lamida sobre su pezón. su vientre plano.

Ella levantó las piernas para abrazar sus caderas mientras su pene tocaba sus húmedos pliegues. también. tan frágil. Su cuerpo delgado. Estoy sana." "Confío en ti. lejos de sus piernas y tiró de sus calcetines. Mientras él volvía a besarla. partiendo sus tensos tejidos con una fuerte presión. El calor y la luz parecieron envolverla con un deseo constante de electricidad que la provocó y bailó en su interior. Él se 91 Denise A. lo llevó al borde de una extraordinaria locura. regodeándose con la sensación de la carne femenina. Bajó su pecho hacia ella.El Club de las Excomulgadas Dace gimió de frustración." Su fortaleza se rompió en mil pedazos. Él le agarró la mano. Antes que Dace lo supiera. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . "Estoy sano. "Maldita sea." Su aliento salió hacia fuera. "Está bien. Con un suave gemido entró con un empuje duro. **** Mary vio la intención salvaje en la expresión de Dace." Ella ahuecó su cara. pero fuerte. su pene estaba en su mano. y estoy tomando la píldora para regular mis periodos. una caliente necesidad animal. Su petición le rompió el control. Ella lo acarició y acarició de nuevo. su pene la acarició y pasó sobre su clítoris. Dace se bajó los pantalones a sus muslos. y vio la confianza en sus ojos. empujando hasta que sus caderas estuvieron al ras de las suyas. Cuando cerró los ojos. Ella se quedó sin aliento. La idea de estar en lo profundo de ella y venirse dentro de su cuerpo envió a sus hormonas a ponerse calientes. ella trabajó en su cinturón. "¿Ahora?" "Ahora". Él hundió la cara en su cabello y se apoyó en sus antebrazos. abriéndolo y deshaciéndose de sus pantalones en un tiempo récord. La sensación de Mary debajo de él voló por su mente. La estiró amplia y profundamente. No tengo ningún preservativo.

y sus latidos fueron al doble de velocidad. Su cuerpo le advirtió. Sintió su semen caliente inundándola. y se arqueó hacia arriba como si pudiera atravesarla más profundo. Ella se movió. Más rápido. Movimientos cortos y duros generaban un calor tan emocionante que ella gimió de placer. Se quedaron dormidos al poco tiempo. follándola en ataques fuertes que la martillaban profundo mientras sus contracciones se cerraban sobre su pene. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I ." Su boca se movía sobre la de ella con un fervor cada vez mayor mientras empezaba a moverse. Un dolor se centró en lo alto. La cama crujió con sus movimientos y sus golpes cambiaron. respondiendo a cada golpe profundo. Desesperada por sentirlo moviéndose dentro de ella retorció las caderas. inflamando su deseo. le daba una mayor excitación. con los músculos dentro de ella apretándolo y soltándolo. Mary gritó fuerte mientras su punto culminante la hacía temblar profundamente a través de ella. y la intimidad envió lágrimas de felicidad a sus ojos. Tan caliente a mi alrededor. "Se siente tan bien. Un entusiasmo frenético la impulsó a unirse a su feroz danza. llevándolos a la orilla de un final ardiente. Su cuerpo lo acariciaba en su interior. se quedó sin aliento. Él se 92 Denise A. y su beso se volvió más caliente y más desesperado.El Club de las Excomulgadas estremeció y gimió. Dios. dentro de ella. Ella se apretó alrededor de toda su deliciosa erección. cada vez más agudos y más rápidos. Mary gritó y se aferró a él con fuerza. Más rápido. revoloteando alrededor de su dureza. pero ella se despertó en algún momento de la noche. Dace golpeó dentro de ella y ella lanzó un gemido gutural mientras se estremecía en rendición. Bocanadas calientes de su aliento jugaron con su oído. Ella nunca había tenido sexo sin condón y la sensación de su cuerpo desnudo en su contra. Oh. con las palmas Dace girado sobre su carne con caricias urgentes. y todo dentro de ella explotó de placer. Golpeó su necesidad. dentro de ella.

le volvía el cuerpo dolorido. y esa fricción adicional envió un tirón de necesidad cada vez más alta. Los largos y constantes movimientos de su pene se incrementaron e inclinaron más la reacción de su cuerpo ya caliente. Sus manos le tomaron los pechos y los sostuvo mientras golpeaba profundo. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I Con sus caricias y toques implacablemente tiernos pulsando sobre partes que ella . La valoraría y mantendría siempre con ella. Tan bien. caliente y atrevida entre sus piernas. Con un empuje constante él se lanzó a su interior. con sus patrones dibujados por su tacto. tiró. luego se deslizó hacia adelante.El Club de las Excomulgadas movió detrás de ella. 93 Denise A. Jadeos y gemidos abrieron sus labios. Él se los rozó. sin importar lo que pasara después. Esto está bien. Hacer el amor esta vez fue mucho más lento. Su cuerpo grande y duro la acunaba y protegía al mismo tiempo que la llevaba directamente sobre el borde del abismo. Él tomó su ritmo a medida que ella lo instaba hacia adelante. ella se retorcía y jadeaba. con su erección gruesa. Movió sus caderas más agresivamente. Mary sabía que esa noche se quedaría para siempre en su memoria. dándole un ritmo a sus caderas. ahuecó. golpeando contra él. Así de simple. deseoso y pidiendo más. Se volvió y tiró de sus pezones. Nada importaba excepto el ver la marea creciente y ahogarse en ella. A medida que su longitud la acariciaba por encima de su carne mojada. tardó más tiempo en completarse. Las yemas de sus dedos jugaban con sus pezones. pero a ella no le importaba. Ella se unió a la danza. Ella abrió más las piernas y arqueó la espalda en su contra. Con cada golpe rompiendo un camino de sensaciones más deliciosas que le llegaban sucesivamente. Pronto sus caricias urgentes expulsaron todos sus pensamientos. pidiéndole atención. nunca había considerado antes como zonas erógenas. Mary quedó sin aliento por el placer. Él liberaba sus inhibiciones con cada nuevo giro sobre su piel desnuda. Los latidos de su corazón se aceleraron cuando sacó su pene de nuevo.

Su cuerpo se apretó alrededor de su pene. Y él le dio más y más hasta que ella pensó que el éxtasis sería demasiado grande. "Mmm. Golpes sin fin la acariciaron hasta que la carrera por su orgasmo le llegó tan rápido que ella gritó de felicidad. y con un grito llegó a su clímax con violencia. él se metió más y gruñó en su garganta. con su pene aún duro en su interior. Ella no pensaba que tendría más deseo. A medida que su cuerpo se estremecía y sacudía. 94 Denise A. Mary se preguntó si algo podría ser mejor que esto. pero con cada embestida él llevaba renovado placer. Un segundo después su grito áspero y el chorro caliente en su interior fue la señal de su liberación. Estar pegajosa y caliente." Su gemido de placer pareció emocionado y deseoso de más. sus caderas empezaron a moverse de nuevo. Antes de que pudiera salir de su niebla Ella se quedó sin aliento.El Club de las Excomulgadas El calor floreció hasta que se amplió y se convirtió en su mundo. Sus manos todavía rodeaban sus pechos. jadeante y llena de una belleza duradera. Un grito se cernió sobre sus labios. . Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I orgásmica.

Hacer el amor la noche anterior había hecho blanco en él… no podía imaginar no experimentar el dulce deslizamiento de moverse dentro de ella y el intercambio que iba más allá del mero movimiento cuerpo a cuerpo. Él se movió hacia ella. No podía recordar la última vez que se había sentido tan feliz. El aroma del café jugó con su nariz. Podía sentirla a través del grueso vidrio. completamente vestida. sintiendo una necesidad primitiva de dejarle su marca y reclamarla. Llevaba botas grandes. Se deslizó en sus calzoncillos y salió de la habitación. pero debido a que estaba en la cama de Mary. sabía que la última noche sí .El Club de las Excomulgadas Capítulo 7 El viernes por la mañana llegó demasiado pronto para Dace mientras se daba la vuelta en la cama. Hombre." 95 Denise A. pero no con la calidez que él esperaba. Ella mantuvo su taza de café en la mano. estaba en la cama solo. ¿Dónde estaba? Luego la vio de pie en el pequeño balcón. Sí. Ella abrió la puerta corrediza de cristal y entró. hombre. Ella lo vio a través de la puerta de cristal cerrada. pero podía ver su aliento soplando hacia fuera en la congelada temperatura. Olía bien. a él no le gustaría lo que ella tenía que decirle. pero en su lugar vio cautela. por lo que se inclinó y la besó suavemente. Tal vez nunca había estado tan contento antes. Alcanzó a Mary y encontró las sábanas frescas y vacías. con el café humeante en la mano. nunca había visto una mujer más bonita. Había dejado de nevar. A pesar que había cubierto su cuerpo de pies a cabeza. Él esperaba una sonrisa. Cuando primero no la vio por ninguna parte. oh. Sí. ¿Qué otra cosa era nueva? Podría pensar que había sido un había sucedido. una chaqueta térmica y calcetines. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I sueño. Sus ojos se abrieron. “Buenos días. un leve pánico apretó sus músculos. Que deseaba. Ella sonrió.

Le preguntó. deteniéndose en su pecho desnudo. Ella se inclinó sobre el mostrador sobre sus antebrazos. Su mirada no daba nada por sentado." Sus ojos suaves la acariciaron. con sus cejas ligeramente emparejadas entre sí. él se levantó y se le acercó por detrás. Cuando se sentó junto a Mary en el mostrador del desayunador. "Lo que hicimos anoche fue un. "No me importaría un poco. ¿Quieres café?". pero una pequeña parte de él entendía lo que quería decir. "¿Pasa algo?"." "¿Llegaste a alguna conclusión?" Cruzó las manos. "No puedo decir que esté sorprendido porque me estés diciendo eso". y cruzó hacia abajo para admirar el resto de su cuerpo. pero lo humillaba al mismo tiempo. Preguntó." Él se sirvió sólo la mitad de una taza de café. adelante. "Fue un error." Una profunda decepción se clavó en Dace. Quiso sentir rabia de lo que ella decía. "¿Quieres desayunar?" "Estoy bien por ahora.. Ella gimió suavemente y continuó frotándose el cuello. Preocupado." Se frotó la parte de atrás del cuello. Su obvia apreciación elevó su ego. con expresión distante. 96 Denise A. Si deseas algo. casi como si rezara por una idea o por fuerza. se quedó mirando directo a ella. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I .. registrando una sensación en el aire que no le gustó. "Me levanté temprano esta mañana porque ya estaba despierta y no pude dejar de pensar en nosotros.El Club de las Excomulgadas "Buenos días.

"No mentiría para conseguir llevarte a la cama". "Yo no sabía que era de algún tipo". admitiendo que había perdido la cabeza y que él le importaba. y él casi se inclinó para besarla. Ella cerró los ojos bajo su tacto. iba a arruinar esto a este ritmo. si no te importara. Sus ojos se pusieron tristes." Él deslizó sus dedos por su cabello." Él sonrió. Él la soltó y dio un paso atrás. Una terrible duda pasó por encima de él. pero ella se rió tímidamente. Si la tentaba tal vez cedería. tenía que darle lo que ella deseaba. Dije cosas y dijiste cosas". "No hubieras tenido sexo conmigo. "¿Demasiado sexo?" No podía ver su rostro. y Dace entendió que había dado en la llaga. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Maldita sea. "¿Qué no queríamos decir?" "Sí". "Quiero que sepas que quise decir cada palabra que dije. amando la sensación de sus huesos delgados. 97 Denise A. "Espero que no. Si necesitaba distancia y tiempo para reflexionar sobre su relación. Eres del tipo de mujer que tiene que sentir algo por un hombre antes de saltar a la cama con él." "¿Del tipo?" Su voz se elevó. Dios.El Club de las Excomulgadas Le apartó el pelo y le masajeó el cuello y los hombros con suavidad. Mary?" Ella se volvió hacia él." "¿Por qué crees que fue un error. "¿Se siente bien?" "Creo que tengo resaca. "Anoche estaba molesta y sobrecargada. de la delicada piel que hacía de cada centímetro de Mary una mujer. Mary.

Por lo menos dime por qué crees que fue un error". la tristeza oscurecía su expresión. Nada funcionó. Mary trató de darle una sonrisa. "No crees que entienda lo que te pasó. ella estaba de vuelta en el balcón. **** "¿Qué pasa contigo esta mañana?". me hará sufrir. Vio la preocupación en sus ojos. dijo. Pero no. Pero sabía que la lógica no sería de ayuda. Él no la besaría." Ella asintió. "Te diré lo que pasa. pero cambió de opinión. un poco más tarde. y ella se volvió a mirarlo. La tristeza en sus ojos aumentó. Cuando salió. pero no funcionó. Se dirigió al dormitorio para ducharse y vestirse. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I .El Club de las Excomulgadas Él metió las manos por su pelo." Estuvo a punto de llegar a ella. "Sé lo que es perder a alguien que amas y deseas poder hacer retroceder el tiempo y salvarlo. Es así de simple. tentado con la idea de solo irse y no decir adiós. "Porque eres policía. No importaba cuán herido se sintiera en este momento. se fue. con el tiempo. 98 Denise A. "Está bien. Necesitas tiempo para pensar sobre lo que pasó ayer". pero vaciado por la incertidumbre." Queriendo más. pero lo hago". "Lo haré. "Estoy bien". Abrió la puerta corrediza de vidrio." Su deseo intrínseco fue presionarla. "Será mejor que me vaya. Estar contigo. la ardiente creencia que sus preocupaciones eran hechos en lugar de una ficción que se había creado a partir de lo que le había sucedido a su padre. no actuaría como un adolescente inmaduro. Le preguntó Lakeisha el lunes por la mañana mientras se sentaba en el puesto de trabajo de Hannah. Llámame cuando quieras hablar. Él torció los labios. hacerle entender que un policía no tenía nada que ver con su miedo. y no quiero una conexión con un policía. No trataría de tocarla. La dejaría tener tanto espacio como deseara en el proceso.

le había asegurado a su jefe que ya podía regresar y no tendría problemas. con los ojos brillantes de malicia. Sus ojos marrones tenían una fría y calculadora mirada que no podía ocultar bajo ningún pretexto. La mujer se quedó donde estaba. Si pudieras ir al grano. Cuando volvió al trabajo. "¿Qué?" "Se lo llevaron al hospital para tenerlo en observación." Todo el cuerpo de Mary se congeló. No quería escucharlo. 99 Denise A. Mary la miró con exasperación." "Bien".El Club de las Excomulgadas "Hannah debe volver mañana." Coreen salió de la habitación.. no sé. . No pudo apartar la mirada de la pantalla de su ordenador. Podía leer a esa mujer como a un libro proverbial. Preocupada. Te mantendré informada. y sólo lo había visto de lejos esa mañana. Mary suspiró. tengo un par de informes que terminar antes de irme. Mary no había hablado con Dace desde su incómoda separación. "¿Cómo está de grave?" "Como he dicho. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I "¿Has oído?" Coreen dijo mientras se detenía junto a la mesa de Mary. Una cosa más por resolver antes de poder tener la tranquilidad en la mente.. Por lo menos no a Mary. "¿Qué?" El pelo negro como tinta de Coreen su sumergió en su mejilla cuando se inclinó en el alto contador y fulminó con la mirada a Mary. Cuando Coreen no respondió." "Dace resultó herido en una llamada hace un par de horas. Sus dedos volaban sobre las teclas del ordenador. "Coreen. Mary se mordió el labio con dientes afilados." Por primera vez Coreen no tenía su insolente mirada de superioridad en la cara. El fin de semana había tenido mucho tiempo para pensar.

"¿Dónde está el maldito teléfono del hospital?" Antes de darse cuenta. No. "Es una buena noticia. en el lado norte. su estómago estaba fuertemente cerrado. pero por lo demás está bien. su corazón latía muy fuerte." 10 0 Denise A. ¿no? Lo entretendré hasta que puedas llegar hasta aquí." "Oh." "Está malditamente bien teniendo en cuenta que lanzaron una granada de mano por la ventana hacia él. localizó el número y marcó. su pulso se agitaba demasiado. "¿Está bien Dace?" Su pánico aumentó a pesar de sus esfuerzos por forzar sus salvajes sentimientos." "¿Qué?" "Sip. Ya le dan el alta del hospital" Ella suspiró con alivio." "¿Lo entretendrás?" "Sé que quieres verlo." "Dace se llevó el premio. pero llegó a Kelso." "Hey. Un loco. Necesita una niñera. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . A pesar de todo. "Coreen me dijo que fue herido. Dios. En ascuas no describía su estado. dijo a Mary. Tomó el teléfono y empezó a moverse de un tirón a través del directorio de su teléfono. un entumecimiento se apoderó hasta que se comunicó con la recepción del hospital y la pasaron a la sala de emergencias. Le costó un poco. estás aproximadamente a hora y media. y tiene una costilla magullada. Los médicos no quieren que él conduzca y quieren que se quede en casa por un día. decidió resistirse a la detención e instaló barricadas en su casa.El Club de las Excomulgadas "De acuerdo".

sentado en una silla de ruedas." Su boca se abrió.. "Me siento muy bien. Odiaba el hospital. Él levantó la vista. la gente tenía esperanza. Mis costillas están doloridas.. sin Kelso por ningún lado. sin vendas que hablaran de daños. Leyendo una revista de coches. Te tomó bastante tiempo. él sonrió. Al principio él no la vio. ¿no?" Ella se puso en cuclillas al lado de su silla de ruedas y apretó su antebrazo. Porque pensar en Dace dejando esta tierra sin ella tenerlo en su vida primero. se adelantó. Sorpresa. sin cortes. La televisión estaba en una esquina pasando una de esas emisiones repetidas que anunciaban los avances de salud más recientes. Aliviada. pero aparte de eso. el pensamiento le hacía sentir un gran vacío en su interior. "Él es bueno en eso. pero también mucha gente lo hacía. sorpresa. "Dace".El Club de las Excomulgadas El significado evidente y no tan evidente de Kelso se escuchó fuerte y claro. 10 1 Denise A." "Ni en mis más locos sueños. estoy de maravilla". y su expresión expectante y satisfecha alivió algunas de sus preocupaciones. a veces moría. "Estoy bromeando. Dace parecía ajeno no sólo a las noticias. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . que casi había perdido a alguien muy querido." Ella le devolvió la sonrisa. "Estaré allí tan pronto como pueda. La parte de morir le molestaba más. No dejes que se escape. sino a la sala de espera llena a su alrededor. Aquí." **** Mientras Mary entraba en el hospital. "Hey. sufría. Bueno. Lo encontró en la sala de emergencias. Kelso me dio alguna escusa tonta para irse y me dijo que vendrías por mí. Desde ahí se veía de una sola pieza… sin magulladuras. "¿Cómo te sientes?" Su sonrisa brilló como si casi no hubiera perdido su vida. Antes de que pudiera hablar. encontraba una cura. supo lo que era que se llevaran una parte de su vida.

Me siento como si hubiera bloqueado demasiada diversión en mi vida. "Si no te conociera. un extraño silencio se apoderó de ellos. Le preguntó mientras aparcaba.El Club de las Excomulgadas "Kelso dijo que estabas fuera de combate. no parecía poder formar una oración. hice un voto. Ella lo miró. que ambos conocían. y otra enfermera. "¿Listo para viajar?" "Tienes que sacarme en la silla." Dejó que la enfermera de la recepción del frente supiera que había llegado a buscarlo. diría que la explosión sacó tu comediante interior". "Sólo por dos minutos. Le guiñó un ojo. "Ya. luego hizo una mueca. "Por supuesto. "¿Pasas un rato?". Sin embargo… ". En el momento en que salió de la zona de aparcamiento y comenzó a recorrer las calles cubiertas de nieve." Él sonrió. "Estoy bien". "Todavía tengo mi mojo". No estás bien. sí. "He estado demasiado dispuesto a ignorar las pequeñas cosas buenas. Mi cerebro no se volvió puré. preguntó." 10 2 Denise A." Oh. Ella tragó y se levantó. Reglas del hospital. con más intención. "Cuando me desperté y me di cuenta que mi trasero no habían volado. Su mirada se volvió más caliente. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . "Con crema batida. No te preocupes." Se encogió de hombros. Decidí aligerarme. llegaron a su casa. lo llevó al coche de Mary. Casi te volaron el trasero. Finalmente. Ella se rió. Me aseguraré que estés a buen recaudo en tu apartamento. Ahora que Dace estaba en el coche." "¿Como el helado de chocolate?"." Él cubrió su mano.

El Club de las Excomulgadas
Él se echó a reír. "Ay. Eso sí dolió." "¿Ves lo que quiero decir?" "Así que ¿devolviendo el favor? Me ocupé de ti el otro día, y ahora me estás pagando." "Algo así".

correr en torno a él y abrirle la puerta. Caminaba un poco rígido, pero aparte de eso parecía estable, gracias a Dios. Su apartamento estaba en el primer piso, y cuando entraron en él, vio que no había mucha decoración. "Parece que has visto algo horrible." Cerró la puerta y se quitó la chaqueta. "Este es mi segundo apartamento en la ciudad y lo he empezado a redecorar". "Oh." "Pensaste que esto era todo lo que había, ¿eh?" "Um... sí". Él se rió y se quejó. "Si vas a hacerme reír así, tendrás que darme un masaje después". El tren estaba rodando, y ella no tenía intención de detenerlo. Ella se quitó el abrigo y lo colocó encima de un sillón. "No hay problema." Su sonrisa perversa se hizo más ancha. Se paseó hacia el pasillo. "Me pondré algo más cómodo". "¿Necesitas ayuda?" Cuando se volvió para mirarla, sus ojos tenían un hambre íntima que ella no pudo ignorar. "Estoy tieso como el infierno. Sí. Podría utilizar tu ayuda."

10 3

Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I

Él se rió de nuevo y se quejó una vez más. Se bajó del coche antes que pudiera

El Club de las Excomulgadas
No era como si ella no lo hubiera visto desnudo. Se podría desnudar, y ella no podría sentirse afectada. Correeeeecto. Una vez en su dormitorio, encendió una luz. Ella no debería sentirse incómoda ahí, pero lo hacía. Su dormitorio era tan masculino como se esperaría de alguien apodado Hard Men. Una colcha azul marino y gris estaba encima de su cama doble, y tenía muebles de madera oscura que parecían antiguos o eran una buena réplica. Buscó en su cómoda y sacó una sudadera de los marines. Cuando se volvió, lo vio hacer una mueca de dolor, y todos sus instintos de mujer le gritaron que lo ayudara. Claro, ella quería tocarlo, pero sobre todo odiaba verlo sentir dolor. Él se quitó su uniforme de los SWAT, y ella lo tomó de él. Cuando trabajaba en levantarse la camiseta blanca, hizo una mueca y se detuvo. "¿Estás bien?" Le tocó las manos. "Aquí, déjame ayudarte." Las manos de Mary acariciaron sus contornos duros como el acero cuando le levantó la camiseta y la envió lejos. Viéndolo de cerca, se ruborizó. Luego, se sentó en la cama y comenzó a inclinarse. Ella le insistió de nuevo a sentarse en posición erguida. "Aquí, déjame ayudarte con las botas." Él se echó hacia atrás, sobre sus codos, pero luego se quejó y se tumbó de espaldas. "Ah, eso se siente mejor." Ella se deshizo de sus botas en un plazo bastante corto y las puso a un lado. "Maldita sea, mujer, eres buena en esto". "Oh, sí. Hago este tipo de cosas todo el tiempo."

10 4

Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I

El Club de las Excomulgadas
"Puedes hacerlo por mí en cualquier momento." Oyó un indicio de lo que sonó como celos, y su corazón dio un salto, respondiendo como la televisión había dicho, reduciendo las feromonas que aún rebotaban hacia atrás y hacia adelante. Ella le quitó los calcetines. "Quítame los pantalones." Mary le dio una sonrisa maliciosa. "Por qué, Dace Banovic, creo que estás jugando con esto." Él entrelazó las manos sobre la tableta de chocolate de su vientre y movió las cejas. "Sí, lo hago." Animada y sintiendo agitaciones definitivas de excitación, le abrió el cinturón, le desabrochó los pantalones y lentamente deslizó la cremallera. Mantuvo los ojos en los suyos, y bajó su mano a su endurecido pene. "Oh, hombre." Las palabras salieron casi sin aliento. "Cariño, si sigues haciendo eso..." "¿Sí?" "No seré responsable de lo que suceda después." La idea de que ella pudiera agitarlo, aun cuando le dolía de la cabeza a los pies, le dio un impulso a su ego. No lo negaría. "Necesito ayuda con estos pantalones." Su sonrisa burlona todavía estaba en su lugar, se sentó y levantó las caderas lo suficiente para que pudiera sacarle los pantalones hacia abajo y afuera. Sin usar nada más que unos calzoncillos negros que cubrían su erección, representaba sin lugar a dudas al hombre magnífico. Ella se acostó en la cama junto a él, apoyándose en su brazo. No había manera que pudiera detener la fuerte necesidad que la inundaba. Como si hubiera encendido un interruptor especial, sus pechos le dolieron, sus pezones se apretaron, y la carne

10 5

Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I

"Lo quiero. "En primer lugar. El anhelo y la calidez de sus ojos hicieron que le doliera por darle un beso. Significa mucho para mí. sentí muchísimo miedo. Pero infiernos.El Club de las Excomulgadas entre sus piernas le dolió humedecida suplicando atención. "Sin embargo." Él sonrió ampliamente. Quiero una oportunidad contigo. Y me di cuenta que me di por vencida con demasiada facilidad. Podrías haberte quedado lejos. Pero primero lo primero. todo lo que él tenía que hacer en estos día era mirarla. pero te encontré a ti. explorar lo que tenemos. me recogiste en el hospital. más quiero conocerte. "¿Has llegado a alguna conclusión?" Él suspiró." Ella respiró y tomó una decisión. pero creo también que eso nos hace humanos. "Sí. con sus ojos cálidos." "Y pensé. Espero que quieras estar conmigo. Porque cuanto más estoy contigo." "¿Qué?" "Actué como una tonta cuando te despedí. Dace extendió la mano y la deslizó por su cabello." Un pequeño temor surgió en su interior." Sus ojos se calentaron con comprensión mientras su toque se movía hacia su cadera." 10 6 Denise A. Más de lo que he querido nada en mi vida. “Probablemente fue bueno el tiempo en que estuvimos separados para pensar en lo que nos estamos metiendo. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Me di por vencida contigo con demasiada facilidad." Ella le acarició la cara. Largo y duro. Perdí a Gloria." "Necesitabas tiempo para pensar. para sentirse de esa forma.. "Cuando me enteré que te habían herido. esperando que él la entendiera. permíteme decirte que soy tan rígida como un tablón. "Bien. Dace". Sé que los dos cargamos un equipaje..

Sus caderas se movieron. los salvajes gruñidos que salieron de su garganta. El calor la quemó desde dentro hacia fuera. "Me alegro de poder ayudarte. le mostró a Mary que tenía la cura para lo que la afligía. él se quejó y se rió. él se sacudió encima de ella y se quedó inmóvil. y ella amó su pérdida de control. sintiendo cada centímetro de él mientras empujaba su cuerpo sobre el de ella." Ella sonrió. "Oh. Ella pulsó alrededor de su pene. "Quédate conmigo esta noche y veamos qué pasa. para que el calor aumentara. Mary no pudo contenerse mientras se inclinaba hacia adelante para poner su boca sobre la suya. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I . Cuando ella miró los ojos de él. "Oh.El Club de las Excomulgadas La alegría se desató en su interior con su declaración simple. atrayéndola hacia arriba hasta que un impulso la arrojó sobre la cima. caray. Dace. La pasión fluyó en su interior creciendo hasta que nada más parecía importar. Ella gimió. también. hombre." 10 7 Denise A. Creo que me mataste. "Creo que es demasiado tarde para salvarme. lanzándola más rápido mientras perdía todas sus inhibiciones. Sus caderas se arquearon con cada movimiento fuerte. creo que tienes la cura para lo que me pasa. Ella abrió la boca al llegar a las alturas. Con un gruñido." Luego." La sonrisa de Dace fue ancha y sin arrepentimientos. Mary supo que quería y necesitaba este éxtasis con Dace y solo con él. con estocadas profundas. también. excepto que se uniera a él. La felicidad la llevó más alto. dijo." Él le dio la vuelta sobre su espalda y la besó. sincera. sosteniéndola ajustada con desesperación. absorbiendo sus golpes profundos. Suavemente. para que Dace uniera sus cuerpos con un empuje suave y rápido. Estás creciendo en mí. sosteniéndolo dentro mientras el placer se encerraba dentro de un capullo del que no quería escapar. con su placer tan caliente y explosivo. Ella apretó sus músculos. mientras se tensaban el uno contra el otro. No pasó mucho tiempo para que su ropa se perdiera.

Dace. y se movió para quedar frente a frente. él la abrazó." Y luego lo besó otra vez. "Ven a celebrar el día de Acción de Gracias con mi familia. lo mereces. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I ." "Créeme. "Eso suena maravilloso. son lágrimas de felicidad. "¿Estás llorando?" "No te preocupes." Después que se enfriaron. con los brazos todavía apretados alrededor de cada uno." Las lágrimas llenaron sus ojos. FIN 10 8 Denise A.El Club de las Excomulgadas "No puedo creer que lo hicimos cuando estuviste herido." Sus ojos se estrecharon.

En Su Defensa 10 9 Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I .El Club de las Excomulgadas Próximamente Serie Corazón Justiciero 02.

bogspot.El Club de las Excomulgadas Si deseas saber más de Nuestros Proyectos o ayudarnos a realizarlos Visítanos!!! Denise A. Agnew – En La Mira – Serie Corazón Justiciero I 11 0 http://elclubdelasexcomulgadas.com .

Intereses relacionados