DIRECTRICES SOBRE USO DE REDES SOCIALES PARA EMPLEADOS DE LA AP REVISADO MAYO DEL 2013 Las directrices de la AP sobre el uso

de las redes sociales están basadas en nuestra Declaración de Valores y Principios. Las directrices explicadas abajo aplican tales valores y principios al mundo de los medios sociales de internet y están diseñadas para darle publicidad a la AP y apoyar la presencia de nuestro personal en las redes sociales. Se anima al personal a ser participantes activos en las redes sociales al mismo tiempo que se le recuerda de nuestro antiguo principio de que se deben abstener de opiniones personales sobre temas controversiales. Cualquier excepción a las directrices debe ser aprobada por un gerente de la AP. Ningún elemento de esta política debe violar las leyes laborales de Estados Unidos. CUENTAS Todos los periodistas AP pueden abrir cuentas en redes sociales de internet. Tales redes son hoy en día una parte integral de la vida cotidiana de millones de personas en todo el mundo y se han convertido en una herramienta esencial para nuestros reporteros en su oficio de recabar información y compartir enlaces con nuestras notas publicadas. Recomendamos tener una cuenta por cada sitio, y usarlas tanto para fines personales como profesionales. Muchos periodistas de AP han tenido enorme éxito usando esta estrategia, ya que las redes sociales son por naturaleza un espacio personal. En Facebook, por ejemplo, es una violación de los términos de servicio mantener dos perfiles personales. Nuestros empleados deben identificarse como trabajadores de la AP si usan cuentas para fines profesionales. Uno no tiene que poner AP en el nombre del usuario, pero se debería usar una foto personal para la foto de la página (no el logo de AP) y en el perfil uno debe identificarse como miembro del personal de AP. Está prohibido colocar material interno o confidencial de la AP.

También está prohibido expresar filiación política u opiniones sobre temas contenciosos. OPINION Todos los que trabajamos para la AP debemos estar conscientes de que las opiniones que expresamos pueden perjudicar la reputación de AP como una agencia de noticias objetiva e imparcial. Todo el personal de AP debe abstenerse de expresar opiniones sobre temas contenciosos en cualquier foro público y no podemos participar en manifestaciones de apoyo hacia partidos políticos, causas o movimientos. Algunos empleados de AP han preguntado si está permitido hacer comentarios en las redes sociales sobre temas como deportes o entretenimiento. La respuesta es sí, pero con condiciones. Primero, hablar mal de alguien (ya sea una celebridad, un equipo o una compañía) perjudicará a la AP y a todos los colegas. Es lógico suponer que el comentario será visto por el sujeto de referencia, y ese sujeto podría ser el mismo que otro colega de AP está tratando de cultivar como fuente. Por otra parte, si usted o su departamento cubre un tema en particular – o si usted supervisa a gente que lo cubre – tiene usted una responsabilidad particular de ser objetivo e imparcial en Twitter o Facebook. Siempre que le sea posible, coloque enlaces a notas de AP, donde se le permite a todos comentar. Los mensajes y tuits colocados para recabar opiniones para una nota deben dejar claro que la AP está interesada en todos los puntos de vista. PRIVACY Los empleados deben tener en cuenta que toda información personal que coloquen en las redes sociales puede ser asociada con la AP. Eso se cumple incluso en casos en que sus páginas estén restringidas sólo para amigos. Recomendamos ajustar su nivel de privacidad en Facebook, que permite decidir qué compartir y con quién. Sin embargo, como muchas personas han aprendido a su pesar, en la internet nada es privado. Es sumamente fácil para cualquier persona copiar el material de una página reservada y colocarla en otra parte. Contactar como amistad/Seguir

Es aceptable solicitar y aceptar solicitudes de amistad en Facebook por parte de fuentes siempre que sea necesario para fines periodísticos, y seguirlos en Twitter. Sin embargo, hacerse amigo o “gustar” a un candidato o una causa política podría crear la imagen de que somos partidarios suyos, para quienes no están familiarizados con las normas de los medios de socialización por internet. Por lo tanto, debemos tratar de tener ese tipo de contactos con ambas partes de un tema controversial. Debemos evitar los intercambios con figuras públicas en sus páginas de internet, como por ejemplo hacer comentarios sobre sus mensajes. Los jefes no deben solicitar “ser amigo” de un empleado, pero los empleados sí pueden solicitarlo a los jefes. Publicación de notas Se anima a los empleados de la AP a colocar enlaces de nuestra agencia en todos los formatos, al igual que material de otras organizaciones periodísticas, siempre y cuando el material no disemine rumores o información sin confirmar. Debemos abstenernos de difundir rumores por internet, independientemente de si otros periodistas o medios de comunicación están difundiendo esos contenidos; debido a que esas páginas de internet son de personal de la AP, difundir rumores en ellos podría legitimar noticias falsas. Por favor seamos conscientes de la competencia y de nuestro status corporativo antes de colocar un enlace. Si bien es verdad que competimos intensamente con otras organizaciones noticiosas, debemos pensar bien antes de tuitear o colocar algo que los critica, pues ello podría dañar nuestra imagen de objetividad. Debemos colocar enlaces para contenidos que ya han sido publicados en línea en vez de subir o copiar el material directamente. Periodistas de la AP han cubierto exitosamente varios eventos con tuits en vivo. Aquí algunas directrices para tuitear en vivo:  Eventos noticiosos (conferencias de prensa, eventos deportivos, etc.) que están siendo transmitidos en vivo: Podemos tuitear en vivo estos eventos. Sin embargo, si ocurre alguna noticia importante, la prioridad del reportero debe ser enviar la información a la mesa correspondiente para que salga por los hilos de la AP. Tras suministrar los datos y realizar cualquier otra tarea de la AP, el reportero puede entonces tuitear o colocar el mensaje que desee sobre esa noticia.

 

Material exclusivo: Los servicios noticiosos de la AP deben poder publicar texto exclusivo, incluyendo fotos y videos, en sus servicios noticiosos antes de que aparezca en los medios sociales. Una vez que ese material salga por los hilos, podemos tuitearlo junto con enlaces. Reportajes incrementales: No debemos compartir en medios sociales material incremental que luego podría ser para una exclusiva. Otro contenido: Otros materiales que un reportero de la AP haya podido recabar se puede compartir en los medios sociales, incluyendo material de sobra que no usemos para contenidos de la AP.

Un apunte sobre la seguridad de los empleados de AP: Ningún empleado debe colocar en las redes sociales alguna información que pueda poner en peligro al personal de AP, por ejemplo, la ubicación exacta de reporteros en lugares donde los periodistas son víctimas de ataques o secuestros. Esto también se cumple cuando se reporte el arresto o la desaparición de algún miembro del personal. En algunos casos, la publicidad podría servir de ayuda para el empleado de AP, pero la decisión debe caer en los gerentes o jefes de departamento de AP que estén manejando la situación. RETUITEAR Los retuiteos, al igual que los tuiteos, no deben ser redactados de tal manera que se pueda interpretar como una opinión personal sobre un tema contemporáneo. Un retuiteo sin un comentario propio podría interpretarse como una expresión de apoyo al material que están enviando. Ejemplos de retuiteos que podrían causar problemas: 1. RT @jonescampaign: Las políticas de Smith serán desastrosas para las escuelas. 2. RT @dailyeuropean: Al fin, un plan económico europeo que funcionará. Esos son los tipos de retuiteos que deben ser evitados. Sin embargo, con mesura, podemos retuitear material de opinión si dejamos en claro que estamos simplemente reportándolo, como si fuera una cita en una nota. Para ellos, unas palabras introductorias podrían ser útiles. Por ejemplo: 1. La campaña de Jones critica a Smith sobre educación. RT @jonescampaign: Las políticas de Smith serán desastrosas para las escuelas. 2. Diario europeo elogia al plan. RT @dailyeuropean: Al fin, un plan económico europeo que funcionará. Estas medidas se deben aplicar incluso si se dice en el perfil de Twitter que los retuiteos no son una declaración de apoyo. Muchos de los que ven los tuits y retuits no se molestan en leer su perfil de Twitter.

Debemos abstenernos de retuitear rumores y noticias sin confirmar. Sí podemos, sin embargo, responder a los tuits a fin de conseguir más información, siempre y cuando no repitan la información dudosa. Si un diario tiene una primicia significante, el empleado de la AP puede reportarlo a la mesa correspondiente y hacer el trabajo investigativo que se le pida. El empleado puede entonces retuitear el contenido original, si es que lo considera genuino. Las políticas para verificar contenidos noticiosos están detalladas abajo. MOSTRAR PRODUCTOS DE AP EN PAGINAS DE INTERNET PERSONALES, BLOGS Y REDES SOCIALES Los empleados de la AP posiblemente estén interesados en compartir sus artículos mediante páginas de internet personales o en blogs. Se pueden publicar estos contenidos pero sólo después de que hayan sido publicados por la AP, y el material debe decir claramente que es contenido de la AP. Cuando difundan su material en redes sociales, los empleados de la AP deben ofrecer un enlace que lleve al contenido en vez de copiarlo directamente. Cualquier contenido que no sea de la AP y que haya sido creado por personal de la AP, como fotos, videos o textos personales, pueden colocarse en sitios de internet personales, redes sociales o blogs. Todo contenido, sin embargo, debe cumplir con las normas y principios de la AP y con las directrices para el uso de redes sociales de internet, incluyendo las que versan sobre la expresión de opiniones sobre temas contenciosos. Los empleados de la AP que estén trabajando en ambientes hostiles o que manejen información delicada deben estar atentos a los riesgos, y a las repercusiones que esos contenidos pueden tener sobre el trabajo de la AP. FUENTES Cuando descubra una fuente mediante redes sociales de internet, debe tratar de confirmar su veracidad al igual que cualquier otra fuente. Si una fuente dice ser funcionario de una compañía, organización o agencia gubernamental, llame a la oficina para confirmar su identidad, tal como haría si una fuente le llama por teléfono. Está prohibido retransmitir citas, fotos o videos de un sitio de socialización por internet atribuyéndolo al nombre que aparece en la página. La mayoría de los sitios de socialización por internet facilitan maneras de enviarle mensajes a un usuario. Debemos usar ese canal para entablar contacto directo, de tal manera que podamos explicar a la fuente el objetivo de nuestra pregunta y conseguir más información sobre la fuente.

Use particular cautela si encuentra una página de una red social que parece pertenecer a una figura pública que es la parte central de una nota, especialmente si no logra conseguir confirmación de esa persona. Los perfiles falsos abundan en los sitios de socialización por internet y suelen surgir poco después de un titular noticioso novedoso. Examine los detalles para determinar si existe la posibilidad de que le página pudo haber sido creada por otra persona. Muchos atletas, celebridades y políticos han confirmado sus cuentas de Twitter, lo que significa que Twitter le ha dado su “sello de aprobación” para indicar que ciertamente esa página le pertenece a esa persona. Sin embargo, incluso el sistema de verificación de Twitter ha sido engañado, así que debemos confirmarlo por nuestra cuenta. Lo mismo ocurre con Google Plus, que también tiene cuentas confirmadas como auténticas. Debemos igualmente investigar y cerciorarnos de la autenticidad de la cuenta. Además, antes de citar un tuit por primera vez de una fuente confirmada, debemos confirmar quién está administrando la cuenta. Es la personalidad misma? Algún portavoz? Ambos? Conocer la fuente de la información nos permitirá determinar cuán noticioso es el contenido y cómo usarlo. Si usted descubre fotos, videos u otro contenido multimedia que usted desea usar en su nota para la AP, usted deberá confirmar su veracidad primero. Deberá también determinar quién controla los derechos de autor del material y deberá obtener permiso de esa persona u organización para usarlo. Cualquier excepción debe ser consultada con el Nerve Center y con nuestro departamento legal. La autenticidad del contenido además debe cumplir con los estándares de la AP. Debemos ser cuidadosos y precavidos cuando usemos información mediante las redes sociales de personas que están en condiciones peligrosas o quienes hayan sufrido una pérdida personal considerable. Nunca se le debe pedir a miembros del público que arriesguen sus vidas, y de hecho se les debe recordar que deben tener cuidado cuando las condiciones son peligrosas. Hay que usar el criterio periodístico al decidir si es apropiado usar las redes sociales en una situación difícil, y debe consultar con un gerente o jefe de la AP antes de tomar una decisión. INTERACTUAR CON USUARIOS La AP favorece entablar contacto con los usuarios de nuestros contenidos. Nuestro personal tiene toda la libertad de contactar a gente mediante las redes sociales y preguntarles su opinión sobre algún hecho noticioso, o hacer un llamado para buscar testigos de algún hecho u otros proveedores de información, inclusive fotos o videos que la AP quisiera usar. Nuestro personal también puede responder preguntas sobre su área de experticia que

se les haga mediante las redes sociales de internet, siempre y cuando se sigan las directrices en la Declaración de Valores y Principios de la AP y las Directrices para el Uso de las Redes Sociales de Internet. La mayoría de las reacciones son constructivas y cualquier crítica ponderada sobre nuestras informaciones debe ser considerada, independientemente de cómo se haya expresado. En los Valores y Principios de AP dice, “Los empleados deben notificar a sus editores inmediatamente sobre cualquier error o posible error, ya sea en su trabajo o en el de un colega”. A parte de eso, cualquier respuesta a nuestro público debe ser elaborada en base al contenido del mensaje recibido. Un mensaje cordial de un lector que nos lleva a emitir una oportuna corrección merece una respuesta de agradecimiento (sin repetir el error original). Si alguien ofrece una crítica cordial a una nota o imagen pero está equivocado, conviene contestar, cuando haya tiempo, para que el lector esté enterado de su error. Pero mensajes insultantes, obscenos y/o racistas colocados en una plataforma administrada por la AP deben ser remitidos inmediatamente al Nerve Center o, si el caso lo amerita, a nuestro departamento de seguridad. Otras recomendaciones: 1. Toda respuesta nuestra a un lector o espectador particular puede terminar en el ámbito público. Un correo electrónico o un mensaje por Twitter o Facebook parecerían correspondencia privada, pero en realidad son fáciles de remitir a blogs o a grupos de activistas (inclusive abogados). En el caso de una nota o imagen que haya ocasionado particular controversia, la persona más indicada para responder es el editor y no el autor de la nota o la foto. El Standards Center también puede responder al indicar que la AP investigó el asunto y llegó a tal conclusión. 2. Todo mensaje que implique cuestiones legales debe ser remitido a los abogados de la AP.

Interactuar con cuentas de la AP Todo empleado de la AP puede “retuitear” y compartir material colocado por otras cuentas de la AP en sitios de socialización por internet (por ejemplo @AP, @APStylebook, etc.).

El personal de la AP no puede ”gustar” o comentar sobre contenidos que han salido por la página oficial de la AP, o páginas de Facebook o Google Plus. Tales cuentas nuestras son canales oficiales de comunicación para el público, y deseamos que sea el público que comente sobre ellas, no nuestros propios periodistas. Puede resultar irritante ver una nota de la AP en Facebook, por ejemplo, seguida de un hilo de mensajes de periodistas de la AP congratulándose. Borrar tuits Twitter nos permite borrar mensajes que ya hemos enviado. Pero borrarlos sólo los extrae de Twitter.com y quizás de algunos clients de Twitter. Los tuits que ya han sido retuiteados o copiados seguirán vigentes. Si usted cree que hay un tuit que debe ser retractado, debe contactar a un editor del Nerve Center. CORRECCIONES Los tuits u otros mensajes erróneos de la AP deben ser corregidos inmediatamente, tal como ocurre en cualquier otro de nuestros canales noticiosos. Esto abarca noticias de la AP que han sido transmitidas en cuentas personales. En esos casos lo correcto es tuitear o transmitir un mensaje admitiendo nuestro error y explicando claramente su contenido. Por ejemplo: Corrección: La embajada estadounidense en Nigeria dice que teme atentados esta semana en hoteles de lujo en Abuja (Previamente habíamos dicho Lagos). Los errores graves deben ser remitidos al Nerve Center o al editor de la mesa o el departamento apropiado. (fin)

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful