Garantías Constitucionales: son límites al poder punitivo del Estado, por ello nunca pueden ser utilizadas en contra

del imputado. Coerción Procesal: Fines: Averiguar la verdad Prevención inmediata sobre el hecho concreto que constituye el objeto del procedimiento. resguardo de los fines que persigue el mismo procedimiento

-

Las medidas de coerción que no tienen fines preventivos inmediatos tienen como fundamento el peligro de fuga y/o el entorpecimiento de la investigación de la verdad. Formas de intervención: encarcelamiento preventivo allanamiento apertura o inspección de correspondencia y papeles privados embargo y secuestro extracción de muestras sanguíneas y otras inspecciones médicas y/o psicológicas

Encarcelamiento Preventivo: Excepcionalidad: debe existir mínima acreditación de la responsabilidad penal por autoría o participación, peligro de fuga y/o entorpecimiento para la actividad probatoria e inexistencia de un medio menos lesivo. (art. 173 CPPCABA) Proporcionalidad (con la pena eventual a recaer): proporcionalidad que debe ser cualitativa y cuantitativa. Por ej. Según este principio no se debería decretar la prisión preventiva en delitos cuya pena no es de privación de libertad. También funciona este principio cuando la pena a recaer no es de cumplimiento efectivo, en estos casos tampoco corresponde

-

Debe ser imprescindible la privación de libertad del imputado y debe . deben existir indicios suficientes que permitan suponer razonablemente la culpabilidad de la persona sometida a proceso y que la detención sea estrictamente necesaria para asegurar que el acusado no impedirá el desarrollo eficiente de las investigaciones ni eludirá la acción de la justicia”. 106) “…Para que se cumplan los requisitos necesarios para restringir el derecho a la libertad personal. caso “Tibi vs Ecuador”. sino que sólo se puede fundamentar. indispensables en una sociedad democrática…” (CIDH. caso “Servellón García y otros - vs. (CIDH. caso “Chaparro Álvarez y Lapo Iñiguez vs. párr. Debe existir una probabilidad positiva: de las pruebas colectadas debe haber predominio de las incriminantes por sobre las de descargo. 103. por lo tanto. (art. sentencia del 21/9/06. - No corresponderá. párr. sentencia del 7/9/94. necesidad y proporcionalidad. Art. Ecuador”. 178. sentencia del 21/11/07. Honduras”. 90) - “…La privación de libertad del imputado no puede residir en fines preventivo –generales o preventivo especiales atribuibles a la pena. presunción de inocencia. Esto figura como requisito en el Informe “Peirano Basso” de la ComIDH 2) Que resulte necesario para el cumplimiento de los fines del proceso. CPPCABA). 174. en virtud de que se encuentra limitada por los principios de legalidad. Debe haber un riesgo procesal concreto. disponer el encarcelamiento preventivo cuando la sujeción del imputado pueda garantizarse suficientemente con otro mecanismo como la caución real (art. en un fin legítimo. 169 CPPCABA). Encarcelamiento Preventivo: Requisitos: 1) Materialidad del hecho y participación del imputado. a saber: asegurar que el acusado no impedirá el desarrollo del procedimiento ni eludirá la acción de la justicia”. 173 CPPCABA. párr. CIDH.- “La Corte considera indispensable destacar que la prisión preventiva es la medida más severa que se le puede aplicar al imputado de un delito. como se señaló anteriormente. CPPCABA) o mediante la aplicación de otras medidas restrictivas no privativas de la libertad (art. motivo por el cual su aplicación debe tener carácter excepcional.

Se debe demostrar que el imputado de permanecer o recuperar su libertad ocultará pruebas o presionará testigos y se debe ser estricto y. 187. Además de ello. CPPCABA). De lo contrario serán medidas arbitrarias en términos del art. como en todos los requisitos. como la medida cautelar se dispone con el único fin de asegurar el proceso. art. permitiendo un remedio eficaz. se violaría el principio de inocencia porque. tanto en su duración como en las condiciones de cumplimiento. 104 y 105 CPPCABA). rápido e idóneo como el hábeas corpus. 7 inc. la cual ha analizado en varios fallos el concepto de plazo razonable y ha dicho que se debe tomar en cuenta tres elementos para determinar la razonabilidad del plazo en el cual se desarrolla el proceso: a) la complejidad del asunto. 3) Que no exista otro mecanismo cautelar menos lesivo que sea idóneo para la situación en concreto en miras a evitar los riesgos procesales. 3 de la CADH ( “Yvon Neptune” 2008). ella no puede referir a una eventual pena en concreto que suponga consideraciones que hacen a la atribución del hecho al imputado…” Comisión Interamericana DH en el Informe 35/97 (caso 12. 5) Que se estipule una duración limitada y razonable. . muy excepcional en su aplicación.5 CADH y 9. por ejemplo. b) la actividad procesal del interesado y c) la conducta de las autoridades judiciales” En la Ciudad de Buenos Aires. Esta Corte comparte el criterio de la Corte Europea de Derechos Humanos.descartarse el uso de otras medidas restrictivas. 9 inc. El plazo de la prisión preventiva no puede durar más allá de lo razonable ni más allá de la persistencia de la causal invocada para justificarla.3 PIDCP. 7. (Informe Peirano Basso) a) Peligro de fuga: Art. 3 del PIDCP. Perjudica el derecho de defensa porque el imputado preso tiene menos herramientas para buscar pruebas de descargo. se ha previsto un plazo máximo de dos años para la prisión preventiva. De lo contrario. El art. de modo que una vez superado. b) el alojamiento en unidades o sectores distintos al de los condenados y c) la humanidad y dignidad de la detención.553 “Peirano Basso” del 14 –5 –07) El encarcelamiento preventivo debe garantizar a) un adecuado control judicial. existe un plazo máximo fatal para la investigación penal preparatoria de tres meses –si el caso es complejo se puede prorrogar por dos meses más o por mayor tiempo hasta aun año– (art. b) Entorpecimiento de la investigación: Art. siempre se debe considerar el mínimo de la escala penal o el tipo de pena más leve prevista. no puede resultar más gravosa que la pena. 170 CPPCABA. 174 CPPCABA prevé otras medidas restrictivas y a ellas hace mención el art. Si la prisión preventiva se prolonga en forma excesiva funciona como pena anticipada y viola el principio de inocencia. 6. 171 CPPCABA. 4) Proporcionalidad respecto de la pena en expectativa: la medida debe ser proporcional al caso concreto. corresponde disponer la excarcelación del imputado (art. “Al realizar el pronóstico de pena para evaluar el peligro procesal. Así la Corte Interamericana dice en “Suarez Rosero” los criterios para establecer el plazo razonable de una prisión preventiva: “72. inc.

c. fallo plenario N° 13. “Díaz Bessone”. Voto de la jueza Ledesma en CNCP. adhieren los Dres. “Barbará”. que indique la existencia probable del peligro procesal. El tribunal debe atender a las circunstancias objetivas y ciertas que. o sin fundamentación alguna que dada determinada circunstancia el imputado evadirá la acción de la justicia.P. ya que en realidad lo que no se advierte es que por imperio constitucional es el Estado quien debe demostrar que existen razones que hacen necesario encerrar a una persona durante el proceso y no. sino que deben valorarse en forma conjunta con otros parámetros tales como los establecidos en el art. la escala de la pena aplicable o la pena en expectativa de cumplimiento efectivo no pueden ser criterios autosuficientes para el establecimiento de la prisión preventiva. CNCP. El deber de comprobar la existencia del peligro concreto en el caso concreto exige que el juicio acerca de la presencia de ese peligro esté a cargo exclusivamente del tribunal. 22 –12 –04 “No basta en materia de excarcelación o eximición de prisión para su denegación la imposibilidad de futura condena de ejecución condicional. Una parte del voto de la Jueza Ledesma es muy gráfica: “ en la práctica cotidiana la discusión no pasa por definir cuáles son los supuestos que justifican el encierro cautelar como presupuesto de la prisión preventiva. Sala I. 21. sin consideración de las características del caso concreto. El desvío del eje central de la discusión tiene raíces culturales. o que pudiere corresponderle al imputado una pena privativa de la libertad superior a ocho años (arts. CNCrim.. lo que se debate es cuándo la persona puede o no recuperar la libertad. de orden sustantivo e inquisitivo. Ese juicio requiere la comprobación efectiva de las circunstancias concretas. “Macchieraldo”. “Díaz Bessone”. fallo plenario N° 13. Se debe establecer conforme a criterios de riesgo procesal en el caso concreto. 10 –11 –03: votos Donna y Bruzzone. Esta distinción no es menor. c. sin que se advierta objetivamente la concurrencia de los peligros procesales establecidos en el art. Érika”.N. Riggi según su voto y Tragant). 7) Tampoco puede proceder por criterios de “peligrosidad” del imputado. donde se invierte la carga de la prueba y se exige al imputado que demuestre que no eludirá o afectará el accionar de la justicia ”.P. CNCP. - Las pautas en materia de exención de prisión y excarcelación no pueden tener efecto iuris et de iure. por el contrario. que así lo establezca. 170.). en un caso particular y respecto de un imputado determinado.P. los nombrados son sólo UN factor más a tener en cuenta. como sucede actualmente. Ledesma. 316 del C. 319 del ordenamiento ritual a los fines de determinar la existencia de riesgo procesal ”. No se pueden utilizar presunciones “iuris et de iure”. 30 – 10 –08. Ni por la “alarma social” que ha generado el hecho.P. 30 –10 –08. Hay dos cuestiones que surgen del texto de este artículo que son fundamentales: . Tener presente que el nuevo CPPCABA regula esta cuestión en el art. Sala III. objetivas y ciertas. Ver Fallos CJSN “Nápoli.(Voto de la Dra.6) Por los principios expuestos la gravedad del delito.143. con lo que inconstitucional deviene la interpretación del art.N. ni la perturbación del orden público que podría ocasionar la libertad del imputado. 316 y 317 del C. en el caso concreto permitan formular un juicio sobre la existencia del peligro que genera la necesidad de la medida de coerción. 5474. No basta con alegar. Así también ComIDH Informe “Peirano Basso”. como en este caso. 280 ibidem. dentro de los cuales.

- . los antecedentes y circunstancias personales del imputado. se refiere a la pena en expectativa. - - La CSJN durante mucho tiempo consideró que la denegación de la excarcelación o la exención de prisión no tenían carácter de sentencia definitiva y por ello no podía ser revisada por el Alto Tribunal. 14 de la Ley 48.1) El artículo establece que “Se entenderá que existe peligro de fuga cuando la objetiva valoración de las circunstancias del caso. en delitos con escala penal menor (como la portación simple). Esto comenzó a cambiar en “Machicote” e “Instituto Nacional de Reaseguros” sobre el argumento de que la afectación de la libertad durante el proceso afectaba garantías constitucionales. permitan sospechar fundadamente que intentará sustraerse a las obligaciones procesales”. …sin referirse a las características del hecho. Se tendrá en cuenta especialmente la escala penal correspondiente al delito o concurso de delitos atribuidos que tuviese una pena máxima superior a los ocho (8) años de privación de libertad y se estimare fundadamente que en caso de condena no procedería la condena condicional”. Esto significa. lo que claramente impide considerar solo a los antecedentes como pauta única. En “Massera” la Corte empezó a considerar que una resolución denegatoria de una excarcelación ocasiona un perjuicio de imposible reparación ulterior para el supuesto de que el imputado resultare finalmente absuelto. En el caso “Cacciatore” la CSJN entiende que “la mera inferencia de que se intentará eludir la acción de la Justicia por la gravedad de la pena que eventualmente podría recaer. Se emplea la conjunción “y”: antecedentes y circunstancias personales. por si solo no puede ser riesgo de fuga Pronunciamientos de la Corte Suprema: a) Remedios procesales frente a la prisión preventiva. que el solo hecho de que no proceda la condena condicional. De allí que este tipo de pronunciamientos debe ser equiparable a sentencia definitiva en los términos del art. no constituye b) Peligros procesales. Dice la ley que debe tenerse en cuenta “La magnitud de pena que podría llegarse a imponer en el caso. También en este caso se emplea la conjunción “y”: que el delito prevea un máximo superior a los 8 años y que además no corresponda la condena condicional. 2) El mismo artículo al enunciar las pautas objetivas que permiten presumir el riesgo de fuga (que no funcionan como presunciones iure et te iure).

- - fundamento suficiente para sustentar la decisión denegatoria”.410. . Igual en “Lizarraga”.creaba la categoría de delitos inexcarcelables. c) La denegatoria de excarcelación por la pena en expectativa. . Érika” la CSJN repasando la norma tachada de inconstitucional – Ley 24. En “Gotelli” la Corte entendió que no se puede denegar la excarcelación sobre la base de un juicio anticipado de la determinación de la pena. sólo por la naturaleza del delito imputado…el legislador recurrió a la prisión preventiva con fines intimidatorios o disuasivos. lo cual significa el establecimiento por esa vía de agravaciones propias de la ley sustantiva…agregó que se había desvirtuado la natrualeza cautelar de la prisión preventiva al convertirla en una verdadera pena anticipada. En “Macchieraldo” la CNCP y en “Barbará” la CNCorrCrim los tribunales penales plantean la necesidad de acreditar peligro de realización del proceso o de la aplicación de la ley sustantiva para que proceda la prisión preventiva como excepción a la regla de la libertad durante el proceso. En el caso se denegó porque se entendió que no procedería la condena de ejecución condicional. la gravedad del delito o la alarma social.En “Nápoli.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful