Está en la página 1de 1

Funciones del periodista

En la sociedad moderna de hoy, las nuevas tecnologías llevan las riendas de nuestras vidas. Es
extraño ver a alguien que no disponga de un teléfono móvil, un ordenador personal o de conexión
a Internet. La mayor parte de la gente desea estar informada de los sucesos que ocurren en el
mundo a diario. Los periodistas son los encargados de abastecer al resto de personas de
información.
Los periodistas son visionarios de la realidad: captan la esencia del panorama local, nacional y
mundial, son animadores de la sociedad, educan, divierten, aconsejan...
Podemos hallar información de todo tipo: metereológica, del tráfico en las carreteras, política,
deportiva, cultural, social, económica...
La función básica del periodista es informar.
Una segunda función es la de construir la realidad: parece que únicamente existe aquello que se
nos muestra en los medios de comunicación, y por contra, lo que no se muestra es "invisible" ,
aunque ello no quiere decir que no sean asuntos importantes.
Existen numerosos conflictos bélicos en el planeta a los cuales no se les otorga demasiada
cobertura, ya sea porque hay intereses para que no se hable de ello o porque esten "pasados de
moda".
Una tercera función del periodista, y relacionada con la anterior, es la selección de temas. Los
medios de comunicación y los periodistas contruyen una realidad, y esto lo hacen en base a la
selección de unos temas. Es lo que se conoce como Agenda Setting.
La cuarta, es la función social: los periodistas tienen el "poder" de cambiar el mundo, o al menos,
de intentarlo. Son capaces de revertir una situación social pésima haciendo un llamamiento a los
ciudadanos: por ejemplo, cuando tuvo lugar la catástrofe del Prestige en 2002 en las costas
gallegas, se hizo una campaña de voluntarios para limpiar las playas, y acudieron miles de
personas, gracias a la implicación de medios de comunicación y periodistas. Otro ejemplo de esto
serían los programas como Gente, donde aparecen testimonios de personas que tienen problemas
de obras, de salud, o que reivindican la construcción de bibliotecas y parques para que sus hijos
puedan jugar.
Quinta función: contrastar la información de las diversas fuentes. Los profesionales de la
información han de compulsar los datos obtenidos para ver si coinciden, asi como comprobar la
veracidad de lo que cuentan, asegurarse de que las informaciones que les llegan son verdaderas.