Revista de Psicología GEPU, Vol. 1, No. 2, 2010, pp. 01 - 206.

ISSN 2145 - 6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle
REVISTA DE PSICOLOGÍA GEPU Vol. 1 No. 2 – Julio de 2010 ISSN 2145-6569
Editor Andrey Velásquez Fernández andreyvelasquez@psicologos.com COMITÉ EDITORIAL Didier Molina Universidad del Valle Yuranny Helena Rojas Garzón Universidad del Valle Carolina Araque Rojas Universidad del Valle Marlon Muñoz Méndez Universidad del Valle Sheila Gómez Universidad del Valle Juan Fernando Rosero Gil Universidad del Valle Andrés Fernando Tello Cifuentes Universidad del Valle Diego López Gonzales Universidad del Valle Katherine Torres Universidad del Valle

Estefanía López Pardo Universidad del Valle COMITÉ ASESOR

Betsy Charris Universidad del Valle

Gustavo Adolfo Vargas Universidad del Valle Jose Fernando García Universidad del Valle Oscar Mauricio Restrepo Universidad del Valle Jhon Pineda Universidad del Valle

Sandra Patricia Mora Jurado Universidad de Nariño Katherine Roa Medina Universidad del Valle Luis Fernando Solís Bermúdez Universidad del Valle Claudia Elena Molina López Fundación Universitaria de Popayán

Cristhian David Llanos Salazar Universidad del Valle Wilmer Palomares Potes UNAD Palmira Sandra Lorena Tapiero Triana Universidad del Valle María Claudia Quijano Hamilton, Canadá

Argeli Arango Vásquez Universidad del Valle Juliana Vásquez Mosquera Universidad de Buenos Aires Marco Alexis Salcedo Serna Universidad San Buenaventura Walther Mauricio Zúñiga Benemérita Universidad Autónoma de Puebla

CONSULTORES NACIONALES Tatiana Giraldo Universidad Nacional de Colombia Pablo Cesar Ojeda Lopeda Universidad Cooperativa de Colombia a Johana Andrea Gómez Saldarriaga Universidad Manuela Beltrán Jorge Alexander Daza Cardona Universidad Católica Popular del Risaralda Luisa Ruiz Hurtado Universidad de la Sabana Oskar Gutiérrez Garay Pontificia Universidad Javeriana Yuly Lorena Ardila Romero Pontificia Universidad Javeriana Oscar Suarez Cortez Centro de Atención Integral a las Victimas William Alejandro Jiménez Jiménez Universidad Católica de Colombia Luis Alfredo Cerquera Guerrero Universidad de Manizales Andrés De Bedout Hoyos Universidad San Buenaventura Claudia Patricia Carvajal Parra Universidad Santiago de Cali Javier Mauricio Gonzales Arias Universidad del Valle Sandra Edith Gallegos García Fundación Universitaria San Martin Sirley Vanessa Tenorio Quiñonez Universidad Metropolitana Ximena Nathalia Ortega Delgado Universidad Mariana

Laura Beatriz Pineda Cadavid Universidad Nacional Abierta y a Distancia CONSULTORES INTERNACIONALES Pedro Paulo Gastalho de Bicalho Universidade Federal do Rio de Janeiro a Gina Donoso United Nations University for Peace Gonzalo Eduardo Salas Contreras Universidad de la Serena Yamila Forgione Universidad de Buenos Aires Analia Verónica Lozada Universidad Católica de Argentina Oswaldo Rodríguez Instituto Paulista de Sexualidade Aldo Pastor Reyes Flores Universidad de las Américas Jhonatan Fernando Ayala Ayo Universidad Central de Quito

Michelle Calderón Rojas Universidad Externado

Martha Córdova Osnaya Universidad Nacional Autónoma de México aa Robert Mitchel Briceño Álvarez Universidad Nacional Mayor de San Marcos Marco Peña Universidad Nacional Mayor de San Marcos a a

Nicodemos Batista Borges Universidade São Judas Tadeu Blanca Edith Hurtado Caceda Universidad Alas Peruanas Petry Rodríguez Universidad Arturo Michelena

Georgina Lira Adriana Savio Corvino Escuela de Psicología Social de la Patagonia a Universidad de la República Oriental del Uruguay AUSPICIADORES

COORDINADORES DE DISTRIBUCION Margarita Ojeda Asociación Paraguaya de Neuropsicología

INDEXACIONES

Agradecimientos especiales en este número a los Asistentes Editoriales Victoria Eugenia Muñoz Jaramillo, Lina Sánchez, Jorge Iván Sánchez, Jhonny Riascos Mosquera y Claudia Isabel Infante. La Revista de Psicología GEPU es publicada por el Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle, 5 piso, Edificio 385, Ciudadela Universitaria Meléndez, Universidad del Valle, Santiago de Cali, Colombia. Los artículos son responsabilidad de sus autores y no reflejan la opinión de los editores. gepu@univalle.edu.co / www.revistadepsicologiagepu.es.tl

Revista de Psicología GEPU, Vol. 1, No. 2, 2010, pp. 01 - 206.

REVISTA DE PSICOLOGÍA GEPU 1 (2) Pág. Editorial …………………………………………………………………………….……………………. 04 Cartas al Editor …………………………………………………………………….…………………. 09 Artículos de Investigación Científica ………………………………………..……………... 18
Afrontamiento ante el Diagnostico de Cáncer …………………………………………………………….. 19
Edwin Oliveros Aríza, Mónica Barrera, Sonia Martínez & Tania Pinto

Asociación entre Consumo de Sustancias y Relaciones Sexuales en Adolescentes Estudiantes en Vegachí, Antioquia, Colombia ………………... 31
Andrés De Bedout Hoyos Oscar Erazo Santander

El Estudiante y sus Problemas en la Escuela ………………………………………………………………….. 40 Entre o Capital e o Subjetivo: Pinturas de um Cenário Tempestuoso ................................... 59
Alexandre De Albuquerque Mourão

Artículos de Reflexión derivados de una Investigación …………………………….. 68
Ser y Estar: Mujeres que Envejecen en el Siglo XXI. Intervención Grupal desde una Perspectiva Psicoanalítica ………………………………………………………….. 69
Belén Galeano

Artículos Teóricos ……………………………………………………………………………………. 88
El Aparato Psíquico Freudiano: ¿Una Maquina Mental? ……………………………………………….. 89
Marco Alexis Salcedo Serna

Elaboración de Duelo en la Pérdida Simbólica: El Caso de la Dignidad ………………………. 129
Claudia Marcela Pinzón Menguán Iván Alexis Alcaide Troncoso

Psicoanálisis, Una Mirada Conceptual - Histórica ………………………………………………………. 175

Notas de Interés ………………………………………………………………………………….… 205

ISSN 2145 - 6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle

El primer artículo se titula “Afrontamiento ante el Diagnostico de Cáncer” de Edwin Oliveros. El último artículo de investigación es de Alexandre De Albuquerque. Antioquia. el cual se titula “Entre o Capital e o Subjetivo: Pinturas de um Cenário Tempestuoso”. en donde se nos muestra los resultados de un estudio transversal con estudiantes de secundaria. Colombia”. 2. 1 No. en donde se explora la relación existente entre el consumo de sustancias psicoactivas y las relaciones sexuales. Universidad Nacional de Colombia y la Universidad UCINF.Revista de Psicología GEPU.UNIFOR -. Presentamos a nuestros apreciados y estimados lectores el Vol. de autores de las siguientes Martin. Universidad del Valle. 2010. El tercer artículo se titula “El Estudiante y sus Problemas en la Escuela” de Oscar Erazo Santander. Universidad San Buenaventura Cali. pp. Belén Galeano escribió un interesante artículo derivado de una investigación titulado “Ser y Estar: Mujeres que Envejecen en el Siglo XXI. Universidad Popayán. instituciones Pontificia de nacionales e San internacionales: Fundación Universitaria San Universidad Colombia Buenaventura Cooperativa Medellín. 2 de la Revista de Psicología GEPU. El segundo artículo es de Andrés De Bedout Hoyos el cual se titula “Asociación entre . 01 . en el cual se realiza un análisis del proceso de subjetivación capitalista a través de 4 pinturas. 1.206. En esta ocasión les traemos cuatro (4) artículos de investigación científica. Intervención Grupal desde una Perspectiva Psicoanalítica” desde el cual aborda las construcciones de identidades del ser mujer en la tercera edad a partir de su Universidade de Fortaleza . un (1) artículo de reflexión derivado de una investigación y tres (3) artículos teóricos. Consumo de Sustancias y Relaciones Sexuales en Adolescentes Estudiantes en Vegachí. Universidad de la República Oriental del Uruguay. en este se identifican y se evalúan las diferentes estrategias de afrontamiento desarrolladas por una muestra de 31 individuos con diagnostico de cáncer. Sonia Martínez y Tania Pinto. No. Mónica Barrera. Vol. el cual muestra los resultados de una investigación descriptiva en 9 instituciones educativas de la ciudad de Popayán.

al Psicólogo Oscar Suárez Cortes del Centro de Atención Integral a las Victimas . me reinvento. como lo es. a la Licenciada Yamila Forgeone de la El último artículo se titula “Psicoanálisis. se presenta un desarrollo coherente y organizado. en esta ocasión presentamos la obra de la fotógrafa caleña Jennifer Manrique. estudiante de Mercadeo Internacional y Publicidad de la Universidad ICESI: “La fotografía es mi gran pasión. es como una terapia para mi mente porque creando fotos me relajo. a la Psicóloga Ximena Ortega Delgado de la Universidad Mariana de Pasto y al Psicólogo Luís Alfredo Cerquera de la Universidad de Manizales. En este número hemos incorporado un espacio entre los artículos para mostrar diversas expresiones visuales que acompañen de manera amena los trabajos publicados. imagino y me expreso.UNAD -.Histórica” de Iván Alexis Alcaide. Una Mirada Conceptual . olvido.ISSN 2145 .CEAI . juego. . en relación con una perdida ubicada del lado de lo intangible. lo cual es una mirada además de interesante. Entre los artículos teóricos encontramos el del profesor Marco Alexis Salcedo titulado “El Aparato Psíquico Freudiano: ¿Una Maquina Mental?” desde el cual realiza una minuciosa revisión critica de la supuesta visión mecanicista en la teoría freudiana. y en nuestro equipo de Consultores Internacionales al Ph. me divierto. sustentado por una amplia y pertinente bibliografía.D.de Palmira.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle experiencia de pasantía profesional. El artículo “Elaboración de Duelo en la Perdida Simbólica: El Caso de la Dignidad” de Claudia Marcela Pinzón en palabras de la consultora nacional que lo evaluó: Abre la posibilidad de reflexión. novedosa. Pedro Paulo Gastalho de Bicalho de la Universidade Federal do Rio de Janeiro. le damos la bienvenida a nuestro equipo de Consultores Nacionales a Laura Beatriz Pineda de la Universidad Nacional Abierta y a Distancia .” permitiendo pensar el proceso de duelo desde otra perspectiva. Por otro lado. el cual realiza un interesante análisis histórico del conocimiento psicoanalítico.

UPEACE . 2010. al Mg. Por último. Queremos invitar entonces a las personas interesadas a que nos envíen sus trabajos académicos para su inclusión en el cuarto número de este esperanzador proyecto. Oswaldo Martins Rodrigues Junior del Instituto Paulista de Sexualidad. 01 .USJT .206. 1 No. Andrey Velásquez Fernández Editor . Robert Briceño de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos de Perú. Muy pronto estaremos publicando el Vol. Analia Verónica Lozada de la Universidad Católica de Argentina y al Mg.de Costa Rica. Nicodemos Batista de la Universidade Sao Judas Tadeo . Vol. actualmente cuenta con el auspicio del Instituto de Sexualidade Paulista y del Laboratorio de Psicología de la Universidad Centroamericana José Simeón Cañas. Gina Donoso de la United Nations University for Peace .Revista de Psicología GEPU. queremos comentarles que la Revista de Psicología GEPU ha sido indexada en este semestre en la base de datos polaca Index Copernicus International y se encuentra en proceso de indexación en la página web de la Universidad del Valle. No. Universidad de Buenos Aires. 2. Margarita Ojeda como nueva Coordinadora de Distribución de la revista en la Asociación Paraguaya de Neuropsicología. Además. pp. 3. a la Mg. 1. a la Mg. a la Mg.de Brasil. el cual ya tiene los artículos elegidos para publicar. también a la Mg. al Mg. Blanca Edith Hurtado Caceda de la Universidad Alas Peruanas.

6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle .ISSN 2145 .

206. 01 . Vol. 1. pp. No. 2010.Revista de Psicología GEPU. 2. .

el calentamiento global es una realidad que se está sintiendo en la piel y sobre todo en el diario vivir. las causas a las cuales se les atribuye la crisis planetaria se encuentran en la producción desmedida de gas carbónico. El Cambio climático trajo consigo una crisis planetaria. la depredación del hombre sobre la madre tierra. de creer o no. estamos hablando de una realidad que se muestra en el aumento de las catástrofes ocasionadas por fenómenos naturales.co 1 Servicios Varios de . pueblos e instituciones a poner en primer orden del desarrollo político la preservación del Medio Ambiente. en especial las generadas por los países desarrollados. Correo electrónico: 1 Trabajador de la Sección de gestionambientalsv@univalle.edu. la tala indiscriminada de grandes extensiones de bosques y selvas. no se trata de un tema del mundo académico que tan solo se discute entre conocedores y eruditos.ISSN 2145 . lo que en las tres últimas décadas obligo a Estados. tampoco se trata un tema de debate para los escépticos.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle a1 Hacia un Sistema de Gestión Ambiental Integral en la Universidad del Valle José Ariel Díaz1 Universidad del Valle Recibido: 12 de Abril de 2010 El calentamiento global no es un discurso teórico y abstracto. es así como en Colombia tan solo en las tres últimas décadas se legisla de manera decidida en esta materia y se obliga a todas las instituciones públicas y privadas a darle la Universidad del Valle. los cuales se le atribuyen a las trasformaciones que ha traído consigo el Cambio Climático. la tierra se sacude y se hace sentir . o en las grandes esferas del poder de los estados.

2010.584 estudiantes. uno de los avances más importantes es la exigencia a las instituciones en cuanto a la constitución de los Departamentos de Gestión Ambiental. Yumbo y Zarzal. la universidad. esta comunidad Universitaria cuenta con su propia forma de gobierno y de dirección. que a pesar de ser una preocupación general de la sociedad. cuenta con 265 programas académicos en pregrado y posgrado. lo anterior permite poner en perspectiva las características particulares de esta población. y según datos incluidos en su página web. tiene una población estudiantil de 28. Vol. la Autonomía universitaria. académicas y los estamentos. además. de mayo de 2005. pp. cuenta con infraestructuras para bienestar universitario y para el desarrollo de la investigación y un cuerpo de apoyo a la academia de 970 empleados públicos y 309 trabajadores oficiales. Tiene asignado un presupuesto para el año 2010 de 336. Para el caso de la Universidad del Valle. dejando una huella ecológica considerable y de gran impacto. lo que dejó un gran vacío en este tema para la Institución. una planta profesoral constituida por 830 docentes nombrados y 293 hora cátedra.310 millones. es pertinente tener en cuenta. se pasó por alto que dicho documento contiene los elementos fundamentales sobre los cuales la comunidad académica reflexiona en la tarea de definir alternativas futuras de crecimiento y desarrollo. 2. Funciona en su sede principal Cali: Meléndez y San Fernando. norte del Cauca. que debido a su dinámica desarrolla múltiples procesos. 01 . tiene una condición excepcional.Revista de Psicología GEPU. esta. Es necesario tener en cuenta que en la construcción de este plan. tiene un compromiso con las necesidades de conservación y preservación del medio Ambiente. sin embargo. 1. además en 7 sedes regionales: Cartago. sin embargo. participaron estructuras administrativas. el eje ambiental. Calcedonia. Pacifico. titulado “Una Universidad regional con perspectiva global”.2015. No. Como Institución del Estado y con la responsabilidad de formar en la educación. a la hora de diseñar el plan estratégico de Desarrollo 2005 . hoy con . forma a su política Ambiental. Tuluá.206. no incluyó de manera específica.

con la participación y compromiso de los diferentes espacios de toma de decisiones. Pese a lo anterior.ISSN 2145 .6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle la realidad existente se hace ineludible incluir la temática ambiental en este plan estratégico. el PUMA ha elaborado un documento inicial. en el año 2005 a través de resoluciones se ha dado respuesta a esta temática y se inició este compromiso. la asignación de recursos para el desarrollo de esta propuesta. para definir los lineamientos políticos que deben regirla en materia Ambiental. idóneo para la Universidad del Valle y tener en cuenta con que contamos para resolver este reto: la Universidad desde su Administración y con el aval del Consejo Superior hace un año y medio ha constituido un espacio consultivo para la construcción de su política Medio Ambiental. a la postre estos deberán ser un mandato. Para incentivar la discusión. Reglamento de Aseo y algunos Planes Para el manejo de residuos sólidos en algunas instancias de la Universidad. Con el contexto anteriormente expuesto es un imperativo pensarnos. Desde el PUMA. se trata del Proyecto Universitario de Medio Ambiente PUMA. Cultivando el reto de hacer Universidad” en el cual se proponen los siguientes temas para el debate: misión y visión del Sistema de Gestión Ambiental Integral de la Universidad. estos aportes no son suficientes ante el reto de la Humanidad por disminuir el calentamiento global. los ejes temáticos para . y se emiten reglamentaciones y manuales para el manejo de residuos peligrosos. tarea que se le a encomendó a la Escuela de Ingenierías de Recursos Naturales y Medio Ambiente (EIDENAR) con el apoyo del Instituto de Educación y Pedagogía (IEP) y la sección de Servicios Varios y Mantenimiento (SVM). se propone la consolidación de un gran acuerdo entre las fuerzas vivas de la comunidad Universitaria. la evaluación del desarrollo de esta política. titulado “Construcción de la política ambiental en Univalle. crear y participar en la implementación de un Sistema de Gestión Ambiental Integral (SGAI). sin embargo. con la creación del Grupo Administrativo de Gestión Ambiental y Sanitaria (GAGAS).

es necesario contar con los actores que dentro de la Universidad han trabajado estos temas desde la conceptualización y desarrollo de procesos o innovaciones tecnológicas. se debe tener en cuenta que esta gran temática comprometa académicamente el diseño del currículo e igualmente afecte la estructura administrativa en su totalidad. además. La Invitación entonces. Recursos Energéticos. Vol. que se ajuste a la realidad y logre un impacto en la sociedad. Para lograrlo se requiere un escenario permanente como un mecanismo de participación con carácter decisorio. además. es a pensarnos en un Sistema de Gestión Ambiental Integral en la Universidad del Valle. esto pasa por lograr concretar una política acertada que tenga como perspectiva un sistema de gestión Ambiental Integral. 1. en el cual se deben incluir los órganos de Gobierno en donde se toman las decisiones de la Universidad y los diferentes actores que inciden en su dinámica. No. Atmosfera y Cambio Climático. Biodiversidad. están invitados todos a participar en este . 2010. finalmente lleguemos a un espacio de construcción de acuerdos.206. Debe pasar por la socialización y discusión del documento presentado por el PUMA en espacios de reflexión y debate. Es prioritario la constitución de un Departamento de Gestión Ambiental. para lograr afectar el currículo. por lo tanto. Recursos hídricos. 01 . para que. se incluyan los temas que hacen falta y se piense en las diferentes rutas que nos conduzcan a la universidad que queremos. El éxito de este sistema radica en mantener la idea de la participación permanente de la comunidad Universitaria en el proceso y en la voluntad política de sus fuerzas vivas en hacerlo realidad. definir las líneas de acción estratégicas y especificas entre los que se proponen: el Plan de Gestión Integral de Residuos Sólidos (PGIRS). que operativice la actividad Ambiental en la Universidad. que este a la altura de la segunda Universidad del país. Paisajismo y Espacio.Revista de Psicología GEPU. contar con un espacio de Evaluación que vele por el cumplimiento de la responsabilidad ética y que se refleje en el cumplimiento de los planes a desarrollar y de la normatividad existente. Por lo anterior. pp. 2.

vengo a traerles un tema controvertido.com Web: http://www. pero sí subrayar que co-ayudan a que toda esta situación se enmarque de determinada manera. ¿Qué nos pasa? es la pregunta que se abre. pero muy actual. porque el deseo no conoce de género ni de edad y que al ser un concepto vincular. Contacto: Av.com. MN 45340.ISSN 2145 . los encuentros prohibidos. Egresada de la Universidad de Buenos Aires. la cual. 15-6143-1110. me 2 2 gustaría comenzar a definir por contrapartida Licenciada en Psicología. no voy a atribuirla a ningún género en particular. Argentina. Hoy vengo a hablarles de un mal de nuestra época.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle importante debate que se abre en la Universidad. bien llamado infidelidad. con sólo enviar un mensaje de texto o conectarse al Messenger.ar/ . Con esto no quiero trazar un determinismo absoluto entre las actuales tecnologías que tenemos frente a nuestros pies. Somos conscientes que en la sociedad de nuestros días. y que pocos se animan a responder. a 2 ¿Infieles o Felices? Luciana Ruso2 Universidad de Buenos Aires Recibido: 10 de Abril de 2009 Hoy lectores. Correo electrónico: luru_81@hotmail. genera efectos en quien se deja llevar por ella y en quien la padece. en contraposición a los tiempos de antes. Ortiz 3622 -3ºC en Buenos Aires. Para comenzar a hablar de infidelidad. S. las salidas extramatrimoniales están al alcance de la mano.psicoespacio.

No.206. para que uno vaya dispuesto tal cual un lobo a la caza de su presa… hay momento allí de preguntarnos ¿qué nos pasa? Podríamos pensar que el impulso allí nos invade… y que no hay momento para pensar… ¿ni siquiera en la posibilidad del error? Hay hombres quienes creen que salir con veinte mujeres es mucho mejor que rendirle tributo a una. y esta última tiene que ver con un apego incondicional. pp. 2. están más expuestos. que los modelos de relación ya no son los de antes. Vol. entre esas veinte… El problema adviene por lo que veníamos hablando líneas arriba. con un compromiso y respeto por parte de uno hacia otro… Cuando la infidelidad entra en escena. que muchas cosas han cambiado. busquemos el espacio. ya no existe el respeto. la que lleva al hombre a elegir luego una. Considero que los tiempos que corren no son los de antes. porque no hay que olvidarse de aquel que producto de ella. porque en el fondo. hay algo de esto que se rompe. y sólo una. ya no existe el compromiso. La pregunta que hago tiene que ver con poder reflexionar qué es lo que ocurre en ese espacio transicional.Revista de Psicología GEPU. lastimado y sin consuelo. 1. y que será difícil repararlo y volver al punto de partida. o al menos. el concepto de fidelidad. Por ello recalco que esta es una cuestión de madurez personal. hagámonos cargo. nuestro narcisismo y autoestima se multiplican. queda herido. 2010. y si a partir de ello . hablemos de ello. y hay algo que marca a partir de esto un antes y un después. diciendo que la infidelidad es un concepto vincular. 01 . pero sería interesante pensar si una aventura con alguien que no es su parteneaire alimenta el alma de la misma manera de aquel o aquella que se juega por nosotros todos los días de la vida… Si la cuestión pasa por la pérdida del deseo.

6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle nada es posible.ISSN 2145 . busquemos la manera de no ser más INFIELES sino más FELICES. .

No.Revista de Psicología GEPU. 2. Vol. pp.206. Nombre de la Obra: ALGO PARECIDO A MI UNIVERSO Artista: JENNIFER MANRIQUE Año: 2010 . 01 . 1. 2010.

6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle .ISSN 2145 .

Psicooncología. Palabras Claves: Cáncer. 2010. search social support and changes in the level of aspirations. Problem Oriented. (2010). Correo electrónico: afrontamiento-fusm@hotmail. T. Facultad de Psicología de la Fundación Universitaria San 4 Martín. 01 . Coping Style. No.C. Sonia Martínez & Tania Pinto4 Fundación Universitaria San Martín Recibido: 21 de Mayo de 2009 Aprobado: 28 de Octubre de 2009 Referencia Recomendada: Oliveros. entre otras.D. 3 Director del Grupo de Investigación en Salud y Calidad de Vida. S. Health Psychology. Abstract: The present study had as objective assess the coping styles of a group of 31 individuals of both genus with diagnostics of different types of cancer. Key Words: Cancer. Barrera... con diagnósticos de diferentes tipos de cáncer. Psychooncology. 2.Revista de Psicología GEPU. Revista de Psicología GEPU. a3b4 Afrontamiento ante el Diagnostico de Cáncer Edwin Oliveros Aríza3 Mónica Barrera.com 3 4 Integrantes del Grupo de Investigación en Calidad de Vida FUSM. 19 29. Afrontamiento ante el diagnostico de cáncer. pp.. Orientado a la Emoción. Correo electrónico: yairjoe@hotmail. que permitió determinar la estrategia de afrontamiento que adoptó cada persona. E. The Results showed that the bigger percentage of individuals were placed in category Oriented to the problem. la búsqueda de apoyo social y la variación del nivel de aspiraciones.com .C the which helped determine the coping strategy adopted by each person. 1 (2).D. 1. Vol. Se utilizó el instrumento psicométrico A. among others. Orientado al Problema. de ambos géneros. demostrando que emplearon estrategias tales como la resolución de problemas.206. Resumen: El estudio tuvo como objetivo evaluar los estilos de afrontamiento asumidos por un grupo de 31 individuos. showing that employed strategies such as problem solving. & Pinto. for it used the instrument psychometric A. Afrontamiento. Oriented Emotion. M. Martínez. Psicología de la Salud. Los resultados evidenciaron que el mayor porcentaje de los individuos se ubicó en la categoría Orientado al Problema.

2008). E. 2006 ). ha abordado temáticas fundamentales como la salud y la enfermedad en torno a la calidad de vida. que se ha definido como el: Conjunto de contribuciones educativas. por lo tanto el Cáncer se ubica como un problema mayor de salud pública en los países de bajos recursos (Ministerio de la Protección Social e Instituto Nacional de Cancerología. según las estadísticas a nivel universal.000 colombianos al año y se estima que al menos el 9% de los . los cuales pueden llegar a 15 millones. En al año 2000 los tumores malignos representaron un 12% de alrededor de 56 millones de muertes que se produjeron en el mundo.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle INTRODUCCIÓN La psicología. científicas y profesionales de la disciplina de la psicología a la promoción y mantenimiento de la salud.3 millones de hombres y 4.E. como disciplina científica. En ese mismo año cerca de 5. que “Busca entender el tratamiento del cáncer como un proceso interdisciplinario. la prevención y el tratamiento de la enfermedad. 2004. Las proyecciones de la International Agency for Research on Cáncer . consolidándose así como el punto de encuentro entre la psicología. a la vez se prevee que el 60% de esos casos nuevos se presentaran en naciones en vía de desarrollo. En Colombia las neoplasias constituyen una problemática creciente para la población. Entre las subespecialidades de la psicología de la salud se ubica la Psicooncología.ISSN 2145 .IARC . Citando a Matarazzo. la enfermedad y las disfunciones relacionadas y el análisis y mejora del sistema sanitario y formación de políticas sanitarias (Flórez.7 millones de mujeres desarrollaron la enfermedad. En esta medida el cáncer es considerado como una de las patologías que mayor impacto produce actualmente en nuestra sociedad. que incluyen el entendimiento de su complejidad. a tal punto que en la actualidad mueren aproximadamente 30. Es así como se han originado diversas áreas como la psicología de la salud. la oncología y otras especialidades” (Asociación Chilena de Psicooncología. la identificación de los correlatos etiológicos y diagnósticos de la salud. 1982).S.manifiestan que para el año 2020 existe una alta probabilidad de que se presente un incremento hasta del 50% en el número de casos nuevos.

Citado por Martín & Cols 2000). por lo tanto.Revista de Psicología GEPU. etc. familiares o amigos (Ministerio de la Protección Social e Instituto Nacional de Cancerología. No. ansiedad. Partiendo de esto es acertado afirmar que en un futuro próximo ‚todos‛ nos veremos afectados por esta patología ya sea en calidad de pacientes. hombres y el 12% de las mujeres padecerán esta enfermedad antes de llegar a los 64 años de edad. 2006). Esto constituye una situación problema para los sujetos diagnosticados con cáncer. el afrontamiento. pp. Según Taylor (2007) el cáncer: . influyen tanto en el proceso de enfermar como en la prevención y manejo de los trastornos y enfermedades físicas. ocasionando abandono del tratamiento. se puede predecir que el desempeño funcional diario y posible tratamiento de estos individuos se verá ampliamente afectado. Vol. mayor percepción de dolor. en muchos casos no funcional. E. La importancia de esta investigación radica en realizar un abordaje acerca del afrontamiento ante el diagnóstico de cáncer.E. es una variable de estudio importante y se constituye en el objeto de estudio para la presente investigación. ya que desde “los modelos cognitivos de la emoción: no son las situaciones en sí mismas las que provocan una reacción emocional. cognitiva y afectiva se alteran a tal punto que generan un cambio comportamental.206. progresión de la neoplasia. emocionales y comportamentales. si no se afronta correctamente el diagnóstico de cáncer. En consecuencia.S. de modo que el manejo de esta patología puede tornarse más complejo para el equipo de salud y su familia. Por tanto. es válido afirmar que factores cognitivos. que incide notablemente en la calidad de vida de los individuos. Teniendo en cuenta que la enfermedad oncológica está asociada a una experiencia de sufrimiento y vulnerabilidad. producto de la experiencia individual y del contexto sociocultural de los individuos. 01 . que permita establecer e identificar los diversos factores que influyen o intervienen durante el desarrollo del mismo. sino que la variable desencadenante de tal reacción es la interpretación que el individuo haga de tales situaciones o estímulos” (Everly 1989. Al enfrentar esta patología. desórdenes psicológicos asociados. que no contribuye al buen manejo por parte del paciente de su enfermedad. 2010. pues afecta notablemente su desarrollo biopsicosocial. como depresión. sus diferentes áreas como la conductual. 1. 2.

en este complejo proceso.ISSN 2145 . En lugar de garantizarse la producción regular y lenta de células nuevas. donde el temor al diagnóstico. que son evaluadas como excedentes o desbordantes de los recursos del individuo‛. el miedo al pronóstico. incomprensible. puesto que. según Lazarus y Folkman (1986. se hace indispensable. la trayectoria de posible sufrimiento y dolor de la enfermedad. una crisis (el duelo) pone en cuestión toda la adaptación del individuo tanto a nivel psicológico. 164). a medida que la interacción se desarrolla. 2004). crecimiento y control de las células del organismo está controlada por la información que proviene del material genético de las mismas. Por tal razón. el afrontamiento se define como ‚aquellos esfuerzos cognitivos y conductuales constantemente cambiantes que se desarrollan para manejar las demandas específicas externas y/o internas. Dentro de esta . preocupación. Por ello abordar el proceso de afrontamiento implica hablar de un cambio en los procesos cognitivos y conductuales. abriendo una fisura de interrogantes (Solana. 2005). su posterior decodificación significa siempre la existencia de un proceso patológico y está estrechamente relacionada con un crecimiento maligno. puesto que: La sorpresa y el impacto que acompañan a la experiencia de tener cáncer. este mal funcionamiento del DNA hace que las células crezcan y proliferen de manera excesivamente rápida. El diagnóstico de esta enfermedad incide notoriamente en todas las áreas de desarrollo de quien la padece. la regulación. Pág. por tal razón. los individuos que atraviesan por procesos oncológicos experimentan situaciones como: autorreproches. la cual presenta un proceso de codificación durante el periodo embrionario. se significa desde la incertidumbre de lo “Desde la salud mental. desilusión y/o en algunos casos poco control de la agresividad.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Es el resultado de una disfunción en el DNA parte de la programación celular que controla el crecimiento y la reproducción de la célula. es fundamental. estudiar las implicaciones psicológicas del cáncer. 2005 Citando a Tizón. En los seres humanos. social y biológico” (Solana. Las implicaciones psicológicas ante esta enfermedad crónica varían. dependiendo del momento y/o etapa por la cual el sujeto atraviesa. el tipo de afrontamiento que se emplee ante el diagnóstico de cáncer.

Revista de Psicología GEPU, Vol. 1, No. 2, 2010, pp. 01 - 206.

postura, un aspecto de gran importancia es la evaluación cognitiva entendida como “el proceso que determina las consecuencias que un acontecimiento dado provocará en el individuo” (Lazarus & Folkman, 1986, Pág. 56). El afrontamiento es un proceso que implica constantes cambios, ya que el sujeto, en determinados momentos, posee la capacidad de emplear diferentes estrategias que bien pueden ser defensivas y/o que le permitan resolver los problemas; por tanto, en la teoría se han distinguido dos estrategias generales de afrontamiento: Orientada al Problema, la cual ‚involucra intentos por realizar algo constructivo con las condiciones estresantes dañinas, amenazantes o que retan a un individuo‛ (Taylor, 2007, Pág. 193). Es decir, implican definir el problema, buscar soluciones alternativas y considerar dichas alternativas a partir de su costo y beneficio, elección y aplicación. Lazarus y Folkman (1986) citando a Kahn & Cols. (1964), distinguen dos grupos de estrategias orientadas al problema: las referidas al entorno, dirigidas a modificar las presiones ambientales, los obstáculos, los recursos y los procedimientos; y las referidas al sujeto, encargadas de los cambios

motivacionales o cognitivos, como la variación del nivel de aspiraciones, la reducción de la participación del yo, la búsqueda de canales distintos de gratificación, el desarrollo de nuevas pautas de conducta o el aprendizaje de recursos y procedimientos nuevos. Orientada a la emoción, ‚involucra esfuerzos para regular emociones generadas por la situación estresante‛ (Taylor, 2007, Pág. 193), se constituye por procesos cognitivos encargados de disminuir el grado de trastorno emocional y a su vez incluye ‚estrategias como la evitación, la minimización, el distanciamiento, la atención selectiva, las comparaciones positivas y la extracción de valores positivos a los acontecimientos negativos‛ (Lazarus & Folkman, 1986, Pág. 173). Por otra parte, es pertinente señalar que la medición del afrontamiento como objetivo principal de esta investigación, implica tres pasos fundamentales: 1) hacer referencia a pensamientos, sentimientos y acciones especificas y no a los informes de lo que el individuo es capaz o desea ejecutar; 2) ser evaluado en un contexto especifico, 3) ser estudiada en diferentes etapas cronológicas, de tal forma que se puedan observar las transformaciones en las cogniciones,

ISSN 2145 - 6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle

sentimientos y acciones surgidas a partir de los cambios en las demandas y evaluaciones del medio en que se desempeña un individuo. El cáncer está determinado dentro de las patologías crónicas, como aparece en el CIE10; por lo tanto, desde la psicología se debe proporcionar un manejo adecuado para garantizar y aportar en la calidad de vida ya que sus consecuencias y tratamientos implican un cambio sustancial en su estilo de vida, comprometiendo las habilidades afectivas, conductuales, sociales y de pensamiento que puede o no tener una persona para afrontar situaciones adversas en su vida. Robles (2004), citando a Livneh (2001), sostiene que, en el estudio del proceso de adaptación a una enfermedad crónica, se contemplan, por lo menos, tres variables que interactúan entre sí: 1) los eventos antecedentes presentes durante el origen de la enfermedad crónica; 2) el proceso dinámico de adaptación por sí mismo; 3) la anticipación de consecuencias psicosociales. Es por esto que los programas de intervención tras el diagnóstico son fundamentales, ya que se emplean para reducir la ansiedad y la depresión, facilitar los procesos de adaptación al cáncer, promover la adherencia al tratamiento, desarrollar

estrategias eficaces en la solución de problemas y contribuir en el mantenimiento y mejora de las relaciones interpersonales del sujeto diagnosticado. En conclusión, se puede indicar que el cáncer es una patología que implica gran complejidad, puesto que ‚tiene una evolución cuyo pronóstico depende de la etapa de presentación, ocasionando un gran impacto físico, psicológico y social en las personas que lo padecen, en su entorno familiar y social como en el equipo de salud que les atiende‛ (Velásquez, García, Alvarado & Ángeles, 2007). Entre los factores que inciden en el desarrollo y la calidad de vida de los individuos diagnosticados, se ubican aquellos que se desprenden de la misma enfermedad, de los tratamientos y del pronóstico. Por tanto es válido indicar que en el proceso de afrontamiento ante el diagnóstico de cáncer, el aporte de la psicología, como disciplina científica, es fundamental, ya que a través de la psicooncología ha contribuido al diseño y aplicación de instrumentos y programas de intervención eficaces, que a su vez han permitido establecer los factores biopsicosociales que afectan la morbilidad y mortalidad por cáncer y las respuestas emocionales, cognitivas y conductuales de

Revista de Psicología GEPU, Vol. 1, No. 2, 2010, pp. 01 - 206.

los pacientes, sus familiares y los profesionales de la salud. MÉTODO La presente investigación se desarrollo entre Febrero y Mayo de 2008, y es de tipo descriptivo, ya que ‚pretende medir o recoger información de manera independiente o conjunta sobre los conceptos o las variables a los que se refieren‛; en este caso, el estilo de afrontamiento que presenta la muestra objeto de estudio (Hernández, Fernández, Baptista; 2003). Por medio de esta se pretendió dar una visión general del proceso de afrontamiento ante el diagnóstico de cáncer, específicamente las estrategias orientadas al problema y orientadas a la emoción, planteadas por Lazarus y Folkman (1986). Para ello se construyó un instrumento tipo Likert, cuya validez de contenido fue de 0.75, el cual permitió ubicar a los individuos diagnosticados dentro de estas categorías. A la vez, este estudio es de carácter cuantitativo, ya que se utilizó la recolección y el análisis de datos para responder las preguntas planteadas a esta investigación. Por consiguiente, se hizo uso de los métodos estadísticos para establecer con exactitud las

tendencias de comportamiento en una población. En esta investigación se trabajó con una muestra, compuesta por 31 individuos en diferentes etapas del desarrollo evolutivo, en un rango de 20 a 50 años; la población objeto de estudio está delimitada por personas de diferente género, religión u ocupación, que han sido diagnosticados con cáncer, sin importar la ubicación de la neoplasia e histología. El instrumento que se empleó en este estudio fue el formato de la prueba psicométrica A.D.C, en el cual los individuos respondieron a afirmaciones sobre aspectos claves de las áreas cognitiva, emocional y conductual, que fueron analizados dentro del afrontamiento ante el diagnóstico de cáncer. Este formato consta de 30 reactivos donde el sujeto debe marcar con una ‚X‛ la respuesta que se ajuste de la manera más apropiada a su situación. Para realizar adecuadamente la aplicación de la prueba se controlaron las variables extrañas que pudieran incidir en el desempeño del individuo, entre las cuales se ubicaron: disponibilidad de tiempo, adecuada infraestructura, ambiente propicio, empatía y claridad en las instrucciones para desarrollar la prueba. Considerando lo

ISSN 2145 - 6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle

anterior, los pasos que se siguieron para la aplicación de la prueba fueron los siguientes: 1) Ubicar a los individuos en el lugar asignado; 2) Explicar objetivos y justificación de la investigación; 3) Dar a conocer las instrucciones del instrumento; 4) repartir el formato de evaluación junto con los materiales necesarios para responder la prueba; 5) Recolección de los formatos diligenciados. RESULTADOS

Al realizar un análisis estadístico de tipo descriptivo sobre los datos obtenidos a través del instrumento psicométrico A.D.C. se estableció que: el límite inferior de las puntuaciones es 66 (puntuación más baja) y el límite superior fue de 113 (puntuación más alta); la media es de 83.2, que corresponde al promedio de puntuaciones obtenidas a través de la muestra. A partir de esto, se establece que el 83.8% de los sujetos se encuentran ubicados en un rango inferior a la media, evidenciando un sesgo izquierdo. Los datos indican que el 83.8% de la muestra se ubica en la categoría orientada al problema, mientras el 9.7% se sitúa en la categoría orientada a la emoción, y el 6.5% restante está compuesto por individuos que puntúan de igual forma ante las dos categorías, lo cual impide su adecuada ubicación en alguna de estas. DISCUSIÓN

Tabla 1. Histograma de la aplicación del instrumento de afrontamiento.
tabla de frecuencia de los totales de la prueba

-------------------------------------------------------------------------------limite limite frecuencia frecuencia frec rel Clase inferior sumerior Frecuencia relativa acumulada acumulada -------------------------------------------------------------------------------0,1613 Las estrategias de afrontamiento constituyen 0,3871 0,6774 una importante variable mediadora de la 0,8387 0 , 9 6 7del 7 adaptación paciente a eventos altamente 1,0000 estresantes, como las enfermedades -------------------------------------------------------------------------------mediana = 83,2581 desviación estandar = 11,3283 crónicas (Contreras & Cols, 2007). A partir de Tabla 2. Tabla de frecuencia de los totales de la esto, una de las teorías más pertinentes para prueba abordar este proceso es la propuesta por 1 2 3 4 5 6 63,0 71,3333 79,6667 88,0 96,3333 104,667 71,3333 79,6667 88,0 96,3333 104,667 113,0 5 7 9 5 4 1 0,1613 0,2258 0,2903 0,1613 0,1290 0,0323 5 12 21 26 30 31

Revista de Psicología GEPU, Vol. 1, No. 2, 2010, pp. 01 - 206.

Lazarus y Folkman (1986, Pág. 165) en la cual se plantea el afrontamiento como ‚un proceso cambiante en que el individuo, en determinados momentos, debe contar principalmente con estrategias de tipo defensivas, y en otros, con aquellas que sirvan para resolver el problema‛. A la vez, es válido indicar que la función del afrontamiento se relaciona con el objetivo de cada estrategia, el resultado del afrontamiento incide en el efecto que cada estrategia tiene; y por tanto, una estrategia puede servir a una función determinada. Al remitirse a los resultados obtenidos, posterior al diseño, construcción y aplicación del instrumento psicométrico para medir el afrontamiento ante el diagnóstico de cáncer, se puede indicar que la mayor parte de la muestra (83.8%) se orienta al problema; mientras que el 9.7% se ubica en la categoría orientada a la emoción, esto demuestra que el mayor porcentaje de individuos evaluados, emplea estrategias tales como la resolución de problemas, la búsqueda de apoyo social, y variación del nivel de aspiraciones, entre otras. No obstante, en la presente investigación se evidencia que el empleo de estas estrategias es acertado en pacientes con posibilidades

de recuperación, ya que, cuando los problemas de salud son susceptibles a esfuerzos activos, este tipo de afrontamiento suele ser benéfico, pues mejora la adherencia al tratamiento, aumentando aún más las expectativas de recuperación del sujeto implicado. Sin embargo, es relevante tener en cuenta que la estrategia orientada a la emoción es fundamental, ya que contribuye en situaciones que simplemente deben ser aceptadas, permitiendo así que el individuo mantenga la esperanza y, por ende, ante un diagnóstico de cáncer sin posibilidad de recuperación, alcance de forma adecuada la adaptación al dolor crónico (Taylor, 2007). Estos supuestos son coherentes con los postulados teóricos de Lazarus y Folkman (1986). A partir de lo expuesto hasta este punto, se puede concluir que las estrategias de afrontamiento ‚son consideradas variables cognitivas susceptibles de evaluación y modificación‛, y que los resultados de investigaciones como esta pueden llegar a tener importantes implicaciones para el diseño, construcción e implementación de intervenciones que contribuyan en la mejora de la calidad de vida de los pacientes oncológicos (Contreras & Cols., 2007).

ISSN 2145 - 6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle

Por otra parte, a pesar de que los índices de población con cáncer en Colombia son altos, se encontró que el acceso a una muestra representativa, que reuniera todas las características requeridas para este estudio, implicó gran complejidad, puesto que el manejo de pacientes oncológicos involucra un sin número de variables biopsicosociales. Por lo tanto, es válido afirmar que ciertos factores cognitivos, emocionales y comportamentales, producto de la experiencia individual y del contexto sociocultural de los individuos, influyen tanto en el proceso del enfermar como en la prevención de los trastornos y enfermedades. Sin embargo, se debe tener en cuenta que este proyecto constituye un primer abordaje sobre este fenómeno del campo investigativo. Como resultado de la experiencia adquirida durante el desarrollo de esta investigación, los aportes que se pueden considerar relevantes e indispensables para la realización de un estudio con una muestra mayor radican en la aplicación de pruebas paralelas para contrastar los resultados de la prueba desarrollada para la investigación y se pueden utilizar estos datos para estructurar una tercera fase de la investigación, que consista en el desarrollo de una guía de manejo dirigida a

profesionales de salud implicados en la atención de pacientes oncológicos y, de esta forma, ofrecer mejor asistencia y obtener consecuencias, conocimientos y capacitación favorables para que los pacientes mejoren sus procesos de afrontamiento, adaptación y ajuste funcional a su diagnóstico, para así favorecer su proceso en términos de calidad de vida. REFERENCIAS Asociación Chilena de Psicooncología (2002). ¿Qué es la Psicooncología?. Tomado de la fuente http: //www.psicooncología.cl/disciplina.htm, el día 31 de marzo de 2008. Contreras, F., Esguerra, G., Espinosa, J., & Gómez, V. (2007). Estilos de afrontamiento y calidad de vida en pacientes con insuficiencia renal crónica en tratamiento de hemodiálisis. Recuperado el día 15 de mayo de 2008, de http: //dialnet.unirioja.es/servlet/articulo. Flórez, L. (2004). Psicología de la salud. Tomado de la fuente http: //www.psicologiacientifica.com/bv/psicologia141-1-psicologia-de-la-salud.html, el día 09 de mayo de 2008.

Revista de Psicología GEPU, Vol. 1, No. 2, 2010, pp. 01 - 206.

Hernández, C., & Baptista, P. (2003). Metodología de la investigación. México: Mc Graw Hill. Lazarus, R., & Folkman, S. (1986). Estrés y procesos cognitivos. Barcelona: Roca SA. Martín, M., Jiménez, M., & Fernández, E. (2000). Estudio sobre la escala de estilos de afrontamientos. Revista Electrónica de Motivación y Emoción, 3 (4). Recuperado el día 16 de Abril de 2008, de dialnet.unirioja.es/servlet/listaarticulos?tipo_b usqueda=EJEMPLAR&revista_busqueda=249 1&clave... - 19k. Ministerio de la Protección Social e Instituto Nacional de Cancerología, E.S.E, (2006). Modelo para el Control del Cáncer en Colombia. Tomado de la fuente: www.incancerologia.gov.co/documentos/3_1 6_2007_9_41_13_AM_Modelo%20para%20el %20control%20def.pdf, el día 27 de Marzo de 2009. Robles, R. (2004). Manejo de enfermedades crónicas y terminales. Psicología de la Salud y Calidad de Vida. Bogotá: Thomson. Solana, A. (2005). Oncología. Barcelona, volumen 28, Tomado de la fuente http:

//scielo.isciii.es/scielo.php?script, el día 01 de mayo de 2008. Taylor, S. (2007). Psicología de la salud. Bogotá: McGraw Hill. Velásquez, A., García, M., Alvarado, S., & Ángeles, J. (2007). Cáncer y Psicología. Tomado de la fuente: http://www.smeo.org.mx/gaceta/vol6num3ma yjun2007/gamo03_2007_artorig03pdf, el día 02 de mayo de 2008.

ISSN 2145 .6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Nombre de la Obra: AUTORETRATO A MI SOLEDAD Artista: JENNIFER MANRIQUE Año: 2010 .

Colombia. there is some relationship between substance use and practice of sexual behaviors. Palabras Claves: Comportamiento Sexual. Adolescentes.3 years old. Colombia Andrés De Bedout Hoyos5 Universidad San Buenaventura Medellín Recibido: 13 de Octubre de 2009 Aceptado con Recomendaciones: 16 de Febrero de 2010 Aprobado: 9 de Marzo de 2010 Referencia Recomendada: De Bedout. 2010. Antioquia. Also. Results: With regard to sex. No. 5 5 Psicólogo Universidad San Buenaventura de Medellín.1%) students had consumed some type of substance sometime in your life. Antioquia tend to have sex at an early age.Revista de Psicología GEPU. Antioquia. Revista de Psicología GEPU.206. Therefore. para las entidades públicas de salud es importante conocer el comportamiento sexual y los factores psicológicos que subyacen a estas acciones de adolescentes en zonas rurales para la planificación de estrategias preventivas y el emprendimiento en la vigilancia epidemiológica. Prevalence. in relation to substance use was identified that: 412 (83. la edad promedio de inicio fue 13. con relación al consumo de sustancias se logro identificar que: 412 (83. (2010).es .3 años de edad. Methods: A cross sectional study design with high school students responded to a self-administered anonymous survey that inquired sociodemographic characteristics. Conclusiones: Los adolescentes del municipio de Vegachí. 231 (46. Abstract: Background: There is few researches that explore the sexual behavior in rural adolescents and its relationship with alcohol. Vol.1%) men reported having had sex compared with 83 (35. Conclusions: Adolescents Vegachí municipality.6%) students reported having coital experience. Colombia. Key Words: Sexual Behavior. Por lo tanto. sexual behavior and risk behaviors to health as alcohol and other substances. Igualmente. Prevalencia. A. Teens. En lo concerniente con el sexo.38. Objective: To determine the relationship between substance use and sex among adolescent students of secondary Vegachí municipality.9%) women who have had too.6%) estudiantes manifestaron haber tenido experiencia coital.1%) estudiantes consumió algún tipo de sustancias alguna vez en su vida. With regard to gender. Antioquia tienden a tener relaciones sexuales a una temprana edad. Objetivo: Explorar la relación que existe entre el consumo de sustancias y el tener relaciones sexuales en adolescentes estudiantes de secundaria del municipio de Vegachí. 31 . 148 (64. Asociación entre consumo de sustancias y relaciones sexuales en adolescentes estudiantes en Vegachí. for public health entity is important to understand sexual behavior and psychological factors that underlie these actions of adolescents in rural areas for the development of preventive strategies and entrepreneurship in epidemiological surveillance. Students. Así mismo. Cross-sectional Study. 01 . Resumen: Antecedentes: Hay pocas investigaciones que exploren el comportamiento sexual en adolescentes rurales y su relación con el consumo de alcohol. 1. Resultados: En lo concerniente a relaciones sexuales. 148 (64.1%) varones manifestaron haber tenido relaciones sexuales frente a 83 (35. La mayoría de investigaciones en este campo son realizadas en adolescentes urbanos. Similarly. Antioquia. el comportamiento sexual y conductas de riesgo para la salud como el consumo de alcohol y otras sustancias. 1 (2). 2. 231 (46. pp. Colombia.9%) mujeres que también lo han tenido. Estudio Transversal. Correo electrónico: psicologousb@yahoo. respondieron una encuesta auto-administrada anónima que indagaba características sociodemográficas. Estudiantes. Antioquia. Método: Se diseño un estudio transversal con estudiantes de secundaria. the average age of onset was 13. a5 Asociación entre Consumo de Sustancias y Relaciones Sexuales en Adolescentes Estudiantes en Vegachí. existe cierto grado de relación entre el consumo de sustancias y la práctica de conductas sexuales. Most research in this field are conducted in urban adolescents.

encontraron que los adolescentes sexualmente activos con edades 11-14 años tienen más probabilidades que sus pares de haber consumido sustancias psicoactivas (Millstein. Lindberg. sociales y económicos se relacionan con estas observaciones (Merchan. 1993). La mayoría de investigaciones en este campo son realizadas en adolescentes urbanos (Levine & Coupey. 2003. Petersen & Nightingale. Sid-Hudes. Esto representa un riesgo para embarazos no deseados y en contagio de enfermedades de transmisión sexual (Laflin. Wang & Barry. particularmente. Ekstrand.ISSN 2145 . 2006). Lynne-Cooper. 2008). Otros estudios muestran que los adolescentes que son sexualmente activos tienen más probabilidades de uso de alcohol y la marihuana que los que no lo son (Kirby. 2000). Para ambos sexos. Santelli. para las entidades publicas de salud es importante conocer el comportamiento sexual y los factores psicológicos que subyacen a estas acciones de adolescentes en zonas rurales en la medida que esta información es indispensable para la planificación de estrategias preventivas y el . el inicio del consumo de sustancias en los más jóvenes incrementa la probabilidad de convertirse en sexualmente activos (Millstein et al.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle INTRODUCCIÓN Los adolescentes a menudo tienden a tener relaciones sexuales sin la debida preparación y. En una investigación Millstein y sus colaboradores. Fonseca. 2002). Diferentes factores culturales.. el uso del condón y anticonceptivos es bajo en este grupo poblacional (Ceballos & Campo-Arias. Sucoff & Resnick. Estudios informan que el consumo de alcohol se asocia con alta frecuencia a tener relaciones sexuales (Anteghini. 2001). 2005). 2001). 2006). 1997.. Hay pocas investigaciones que exploren el comportamiento sexual en adolescentes rurales y la relación con el consumo de alcohol. Abma. & Hearst. Ireland & Blum. La mayor parte de estas investigaciones disponibles se centraron en la identificación de factores que influyen sobre el comportamiento sexual de los adolescentes. aquellos relacionados con la edad de la primera relación sexual y el uso de anticonceptivos (Nahom et al. 1993). Por lo tanto. La adolescencia es un tiempo de iniciación sexual y de consumo de sustancias de las que se puede abusar o depender (Paulone & Candioti.

Antioquia y por el colegio Efe Gómez del mismo municipio. no se obtendrá beneficio directo adicional y se espera que los beneficios sean obtenidos por otras personas mediante el conocimiento adquirido a partir de esta investigación. 2007). si es que se requiere.206. 1993). 01 . 1. Se incluyeron todos los estudiantes de secundaria del colegio de Vegachí. emprendimiento en la vigilancia epidemiológica (Vargas. pp. Se solicitó el consentimiento del coordinador de la institución y de los alumnos para la aplicación de la encuesta. 2010.Revista de Psicología GEPU. El objetivo de este estudio fue determinar la relación que existe entre el consumo de sustancias y el tener relaciones sexuales en adolescentes estudiantes de secundaria del municipio de Vegachí. No. Este tipo de estrategia para investigar comportamientos sensibles de la vida de los adolescentes muestra aceptable confiabilidad (Brener. de la vida sexual y otras conductas relacionadas con la salud. Jog & Grady. representantes legales o profesores. los beneficios para la ciencia y el manejo confidencial que se daría a toda la información suministrada (Resolución 008430. Antioquia. MÉTODO El presente es un estudio transversal aprobado por la Alcaldía del Municipio de Vegachí. Los participantes diligenciaron un formulario autoadministrado que abordaba los aspectos sociodemográficos. . 2. 2003). La participación en este estudio no significa riesgo alguno. Colombia. Antioquia en edades comprendidas de 11 a 20 años de edad ya que las investigaciones muestran que en ese grupo poblacional se presenta mayor riesgo de consumo de sustancias y relaciones sexuales a temprana edad. Los datos serán manejados en forma confidencial y bajo ninguna circunstancia el nombre del participante o los resultados serán hechos públicos o se presentará en los resultados. después de explicar los objetivos del estudio. Henao & González. el bajo riesgo que implicaba la investigación para la integridad y la dignidad. Vol. como tampoco se comentarán las respuestas a los cuestionarios ni lo charlado durante la entrevista a los padres.

7%) adolescentes manifestaron tener un estado de salud general actual excelente y/o bueno. 41 (8.9%) mujeres que también lo han tenido. sacol) 21 (5. Un total de 256 (51.3%). Por otro lado.6%) estudiantes manifestaron haber tenido experiencia coital. y el 30.6%) adolescentes informo consumo de cigarrillo alguna vez en su vida y la edad promedio de esta conducta fue de 10. y 66 (13.8% describieron su rendimiento académico actual de excelente y/o bueno. . Del total de los encuestados. 148 (64. La edad de los participantes se encontraba entre 11 y 20 años. Han aspirado pegante (bóxer.3%.9%. octavo el 17.1%) estudiantes informó consumo de alcohol alguna vez en su vida y la edad promedio de inicio de esta conducta fue 12. y el promedio de edad de inicio de este consumo fue 13.3% y undécimo el 11.7%) eran mujeres y 215 (43. Y el número de personas promedio con el que han estado cada una de las personas que han tenido relaciones sexuales fue 2. décimo el 12. séptimo el 22%. En lo concerniente a relaciones sexuales.8 parejas.3%) personas manifestaron haber consumido alguna vez en la vida. varones. el grado sexto representó el 22%.5% del total de los encuestados. 281 (56. noveno el 14.3 años de edad.6%) estudiantes que omitieron la información sobre relaciones sexuales o dieron información inconsistente.2% como regular y/o malo. En relación con el sexo. Con relación al consumo de marihuana.8 años de edad. media 14.8 años de edad. el 69.1%) varones manifestaron haber tenido relaciones sexuales frente a 83 (35. Y 17 (3.4%) estudiantes ha consumido cocaína alguna vez en la vida.4 años de edad. Un grupo de 412 (83. 430 (86.3%) adolescentes manifestaron tener un estado de salud general actual regular y/o malo. Se excluyeron del análisis 13 (2.3%) personas en algún momento de la vida.ISSN 2145 . En lo concerniente con el sexo.3 años de edad. la edad promedio de inicio fue 13. En relación con el grado.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle RESULTADOS Un total de 509 estudiantes respondieron la encuesta satisfactoriamente. 231 (46.

Y 68 (29.2%) adolescentes informaron haber tenido relaciones sexuales bajo el efecto de alguna sustancia y 87 (37. Por último.4% bisexual. CONCLUSIONES Un número importante de hombres y mujeres adolescentes inician sus relaciones sexuales antes de la mayoría de edad.3%) tuvieron relaciones sexuales la primera vez bajo el estado de alguna sustancia psicoactiva. es una realidad.7%) personas de grado noveno. el 16.7%) personas de grado sexto. pp. el 1.0%) personas de grado octavo. y 5 (2. Esta tendencia a tener relaciones sexuales a temprana edad ya no es un mito. el consumo de sustancias también esta jugando un papel importante en el inicio prematuro de las relaciones sexuales . 41 (17. 37 (16.0%) personas de grado undécimo.8%) personas de grado séptimo.1% se consideraba heterosexual. 44 (19. y así lo confirma este estudio realizado en el municipio de Vegachí.4% dice no haber recibido y el 3. 75 (32.5% no estaba seguro y ninguno manifestó considerarse homosexual. el 82. Del total de personas que han tenido relaciones sexuales. el 79% contestaron que han recibido anteriormente información sobre infección por VIH o SIDA en el colegio. el 17.206. 34 (14.8%) personas de grado décimo. 1.7%) adolescentes manifestaron haber tenido relaciones sexuales con personas que conocían poco o que acababan de conocer. Así mismo.6% no estaba seguro. La distribución de personas por grado escolar que han tenido al menos una relación sexual en su vida.1%) personas que han consumido sustancias psicoactivas el (51. Antioquia.5%) personas han usado preservativo (condón) todas las veces y 97 (42%) personas usó preservativo en la relación sexual más reciente. 41 (17.4%) adolescentes dice haber tenido relaciones sexuales bajo el efecto del licor. 2. es la siguiente: 34 (14. Vol. De 412 (83. Así mismo. En relación con la preferencia sexual. No. 01 . 2010. se puedo determinar que existe una relación alta entre el consumo de sustancias psicoactivas y el tener relaciones sexuales.Revista de Psicología GEPU.

. M. Así mismo. Journal of adolescent health. Ceballos.. 295– 302. M. A. ya que es una de las formas más efectivas para combatir el incremento de relaciones sexuales sin protección en adolescentes. de las 496 personas que contestaron las encuesta de manera adecuada. W. & Grady. H..6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle de los adolescentes en el municipio de Vegachí. Assessment of factors affecting the validity of self-reported health-risk behavior among adolescents: evidence from the scientific literature. (2005). (2001). es recomendable generar conciencias en las personas sobre el impacto negativo que puede generar el hecho de tener relaciones sexuales bajo los efectos de sustancias psicoactivas. Fonseca. consumo de sustancias. R. B.1%) estudiantes han consumido algún tipo de sustancias. Brener. Es evidente que este estudio no es una panacea sobre el tema de las relaciones sexuales y el consumo de sustancias psicoactivas. enfermedades de transmisión sexual (ETS) y embarazos en adolescentes. Health Risk Behaviors and Associated Risk and Protective Factors Among Brazilian Adolescents in Santos.ISSN 2145 . Un claro ejemplo de esto no lo dan los resultados encontrados en la encuesta aplicada. es importante resaltar que dentro de este municipio se deben de continuar realizando jornadas de capacitación frente al tema de protección sexual y abuso de sustancias. y alrededor de unos 412 (83. 28. Ireland. Journal Adolescent Health. pero dan un norte y una dirección para futuras investigaciones e intervenciones de campo en dicho municipio de Antioquia. & blum. Prevalencia de uso de condón en la primera relación sexual en adolescentes de Santa .. los hombres informaron mayor numero de relaciones sexuales que las mujeres.6%) estudiantes manifestaron haber tenido experiencia coital.. es importante seguir realizando estudios de este tipo para conocer más a fondo el comportamiento sexual de los adolescentes en esta región. así mismo. Brazil. Jog. REFERENCIAS Anteghini. 436457. G. Antioquia. & Campo-Arias. 33. lo que lleva a hipotetizar que el índice de relaciones sexuales en este municipio se podría incrementar ya que existe cierta grado de relación entre el consumo de sustancias y el tener relaciones sexuales. (2003). Sin duda.. N. 231 (46.

Graham. 01 ... and Metropolitan Status: Is ‚Urban‛ a Risk Factor? Journal of adolescent health. Murowchick. Nahom. Consumo de sustancias adictivas en adolescentes escolarizados. J.. (2006). Henao. Ministerio de Salud (1993). M.. 283-293. (2008). (1993). Journal of Adolescent Health.. Archivos argentinos de pediatría. Sid-Hudes. D. Wells. S. Ekstrand. 59-64. C. (2003). C. No. 6 (3)... Vol. & Hearst. técnicas y administrativas para la investigación en salud. Hoppe. & González. Medunab. S. Prevalence and Correlates of HIV-Related Risk Behaviors among Adolescents at Public Schools in Brasilia.. M. AIDS and Behavior. E. E.. Differences by gender and sexual experience in adolescent sexual behavior: Implications for education and HIV prevention. 19-23. & Coupey. (2000). & Barry. C. Morrison. M. M. S.. E. D. pp.. E. N. (2001). (1997). D. 104 (3).. & Wilsdon. A Longitudinal Study of Adolescent Transition from Virgin to Nonvirgin Status. Millstein. 32. A. M. No Easy Answers. Archibald. 350–355. Adolescent sexual behavior: estimates and trends from four nationally representative survey. 71. 32. Abma. (2002). 227-233. 15 (1). DC: National Campaign to Prevent Teen Pregnancy. (2007). M. Fam Plann Perpect. Resolución 008430 de 1993. A. J. & Resnick. & Nightingale. Merchan. Santafé de Bogotá: Ministerio de Salud.. 2. Laflin. 8. por la cual se establecen las normas científicas. Marta. Journal of School Health.. Petersen. L. 153-158.. M. E.. 2010. Gillmore. Sexual Behavior. Adolescent Substance Use. I. 42 (3). Washington. Does Drinking Promote Risky Sexual Behavior? A Complex Answer to a Simple Question. Association for Psychological Science. Vargas. M.Revista de Psicología GEPU. 156-65.. New Directions for the 21st Century. Wang. 228-236.. 1. Levine. New York: Oxford University Press. Toma de decisiones sexuales y reproductivas . (2006). Colombia: diferencias por género. Kirby. E...206. J. Sucoff. Paulone. Santelli. J. & Candioti. Promoting the Health of Adolescents. Lynne-Cooper... Lindberg L.

6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle en la adolescencia. 10 (1). 49-63. . Acta Colombiana de Psicología.ISSN 2145 .

pp. 2. No. Nombre de la Obra: EN EL TEMPLO Artista: JENNIFER MANRIQUE Año: 2010 .206. 01 .Revista de Psicología GEPU. 2010. 1. Vol.

Docente de las Cátedras en Investigación Cualitativa y 7 Psicología Educativa en la UCC seccional Popayán y FUP.Uniminuto Recibido: 4 de Agosto de 2009 6 Aprobado: 26 de Enero de 2010 Referencia Recomendada: Erazo. Problemas Psicológicos. que puedan ser de utilidad en los trabajos de practica y mejoramiento de condiciones escolares por parte de la disciplina psicológica. (2010). O. grupo focal y observación participativa a estudiantes. Socioeducativo. Correo electrónico: oscar. Niñez y Juventud del Cinde – Universidad de Manizales. . Especialista en Intervención Social y Problemas Humanos. investigador de temas de violencia – educación – cognición. aspirante a 8 Doctor en Ciencias Sociales.ISSN 2145 . De esta manera el estudio logra validar la presunción de los problemas del estudiante y de la poca capacidad interventiva que tienen las IE.Oscar A. siendo urgente la intervención de profesionales y disciplinas especializadas como la psicología educativa al interior de los centros escolares.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle El Estudiante y sus Problemas en la Escuela a6b7c8 Oscar A. El estudio se realiza por la ausencia que existe en la identificación de categorías de análisis y diagnostico. El articulo es el resultado de la investigación titulada “Identificación de problemáticas psicoeducativas en estudiantes de 9 instituciones del municipio de Popayán – Cauca”. Kryusman Bibiana León López. Instituciones Educativas. sustancias alucinógenas y familia.57. Problemas Escolares. Problemas Sociales. referencia a institución educativa la cual será utilizada a lo largo del escrito. Revista de Psicología GEPU. con el fin de obtener información que permita identificar y describir los problemas que presentan los estudiantes al interior de nueve (9) instituciones educativas del municipio de Popayán – Cauca. Erazo Santander7 Fundación Universitaria de Popayán . 1 (2). (2) los problemas del estudiante diferenciadas por problemas entre pares y en la relación estudiante . logrando emerger categorías que describen: (1) las acciones interventivas de las instituciones educativas (IE)8 y sus dificultades.com 7 8 La sigla IE. 40 . Erazo Santander y la Ps. (3) problemas de grupos especificados por las pandillas y sus comportamientos disóciales y (4) problemas sociales diferenciados en temas como la sexualidad. la cual consistió en aplicar dispositivos de recolección de información como la entrevista a profundidad. Psicólogo. desarrollado por el 6 6 Ps . padres de familia y docentes. iniciado en febrero del 2006 y finalizado en marzo del 2008. El estudiante y sus problemas en la escuela.erazosantander@gmail.docente. Resumen: Se realiza una investigación de tipo descriptivo – cualitativo. Palabras Claves: Estudiante.

el social y el cultural (Pearson citado por Ibáñez. (Ley 115. conductas y comportamientos humanos (Weber). convivencia. Competencias Ciudadanas. 1994). 2004). En donde reafirmamos que el sujeto es un ser social por naturaleza que se crea como producto de la cotidianidad. sociales. 1994. 1994). Es así como se plantea un estudio que demuestra la existencia de otras problemáticas diferentes a las nombradas. 1994) y como producto de su relación colectiva que se crea a través del lenguaje y su dominio conversacional produciendo pensamientos. ley 115. personalidad y desarrollo evolutivo. ya desde hace varias décadas se ha demostrado que la capacidad que tiene el individuo por aprender y crear conocimiento también depende de sus funciones. significados y construcciones del mundo (Echavarria. Fines de la educación. pero poco se sabe de la integralidad. Del primero podríamos afirmar que es el resultado de la integración de dos marcos conceptuales.206. Por su parte la educación cree y desea formar a un ser humano de naturaleza social que busca su “concepción integral. Vol. siendo un desacierto ya que la juzgación desde estos dos parámetros ciegan la posibilidad de comprender. emocionales. INTRODUCCIÓN La situación del aprendizaje no es simplemente un acto de funciones cognitivas.Revista de Psicología GEPU. el social y el de educación. a través de la pregunta: ¿Cuáles son los problemas escolares que poseen los estudiantes de 9 IE del municipio de Popayán – Cauca? La reflexión se da en el surgimiento de 2 categorías que son: (1) el concepto de lo socioeducativo y (2) la referenciación del sujeto y sus dificultades. pp. No. 5. Art. afectivas. el psíquico. en los que se pueda conocer y expresarse socialmente por su desarrollo. 2010. la expresión de hechos. lo cual lleva a plantear la . 2. sus derechos y deberes” (Ley general de la Educación Colombiana. explicaciones. acciones.MEN. concluyendo que el primero busca la explicación del ser y el otro el sentido del ser en la sociedad. cooperativismo. incluso en la interacción con otros sistemas como el biológico. los derechos humanos y tener la responsabilidad y capacidad para transformar los problemas de la vida diaria. su dignidad. 1. respeto a la paz. Sin embargo se plantea la inquietud de creer que las IE no han logrado reflexionar sobre la integralidad que existe en el estudiante y por lo tanto solo se evalúa y se reconoce las facultades académicas y su función comportamental. 01 .

integrar nuevas comprensiones e iniciar su intervención. (3) creación de seis instrumentos de recolección de información: el instrumento uno. que permitían la recolección de información y el reconocimiento de sus experiencias (Creswell. Popayán. llevo a implementar un modelo de tipo fenomenológico. económicas y sociales. pero que se codifican e interpretan por los observadores residentes (Gibes. 1995). (2) teorización y preparación de categorías. su cultura y la descripción de su mundo (Bourdieu. comprensión y profundización permitan a la comunidad educativa y sociedad en general. que permitía cumplir el propósito de identificar los problemas socioeducativos y el reconocimiento de los individuos. lo socioeducativo es inevitable en las IE.ISSN 2145 . tal ves su identificación. políticas. reflexivizar la temática. abierta y conversatorios múltiples. a través de dispositivos como la entrevista semiestructurada. la cual busco obtener . llevando a la acción pedagógica a esforzarse al limite e incluso a convertirse en reto. 1988). Si bien para el MEN y la ley 115. que se encuentran en la objetividad. Es así como emerge la segunda categoría de análisis permitiendo describir la conexión entre los problemas que poseen los estudiantes y su contexto social. no se puede negar la existencia de instituciones cerradas a la comprensión de las necesidades que viven los estudiantes. sensibilización y caracterización de las IE. 1973). sus practicas sociales. se llevo a los actores a participar de un dialogo social (Habermas. 1998). de grupo y sociales. como son los problemas de aula. De esta manera su diseño se planteo en los siguientes pasos: (1) inserción. es el producto de las múltiples complejidades históricas. LA METODOLOGIA La idea de producir conocimiento que emerja de las condiciones sociales e interacciónales y con el objetivo de comprender los fenómenos. 2000). 1998) expresados en narraciones y lenguajes.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle necesidad de implementar una “epistemología alternativa que en contraste con el conocimiento objetivo. se base en el conocimiento conectado con lo social” (Barreto. negando la encarnación de lo social – comunitario en la vida escolar y solo interesándose en la formación académica y adulto centrista (Aguirre & Rodríguez. caracterizada por sus múltiples dificultades. es una entrevista abierta realizada al director de cada una de las instituciones.

artística. cinco y seis. chirimía.Revista de Psicología GEPU. logrando la participación de 478 personas divididas en 88 docentes. Nuestra Señora de Fátima. 187 estudiantes y 203 padres de familia mas 9 directivos. 1. profundizan en 3 temas: (1) recreación y cultura: programas de danzas. pero no la totalidad de la comunidad educativa. Caucanitos. que fueron: Hogar Infantil. pp. Liceo Alejandro de Humboldt. Escuela Normal Superior. (2) individuo y medio ambiente: prevención de desastres.206. 01 . Colegio San Agustín. teniendo un total de 487 participantes. Vol. Colegio San Agustín. 2010. padres de familia y docentes. realizan propuestas que tienen el objetivo de atender y transformar las problemáticas sociales y la población a intervenir son los estudiantes. música. Colegio Gabriela Mistral. (4) análisis y codificación de la información. educación sexual. el instrumento dos: indaga sobre la ubicación geográfica de las comunidades aledañas a las instituciones educativas. teatro. se realizó un proceso de convocatoria y participación en el caso de padres de familia y docentes y para los estudiantes se llevo a cabo un muestreo aleatorio en los últimos cursos de cada institución. Para la ubicación de los informantes. Las dificultades de estos proyectos son: la . Comercial del Norte y Francisco de Paula Santander. información sobre los procesos socioeducativos en la institución. política. 2. RESULTADOS LO SOCIOEDUCATIVO Al realizar las entrevistas semiestructuradas a los directores se encontró que 7 de 9 instituciones. tiempo libre. el instrumento tres: entrevista semiestructurada a líder comunitario sobre la historia y desarrollo de la comunidad a la que pertenece. proyectos agropecuarios y (3) ética y valores humanos. mediante el uso de recolección de información de las paginas web del DANE y el Plan de Ordenamiento Territorial (POT). deporte. Las IE que trabajan estos proyectos. y los instrumentos cuatro. Colegio Fesutrac. POBLACIÓN Para la investigación se tuvieron en cuenta nueve instituciones del municipio de Popayán (Cauca). exceptuando para los directores de las instituciones. se caracterizaron por la utilización de entrevistas abiertas a grupos de estudiantes. No. para ello se hizo uso de la estrategia de microanálisis y categorización de los datos y (5) presentación de resultados codificados y caracterizados.

no hay personal especializado (son docentes que trabajan otras temáticas) y se ofrecen estos programas no como un recurso de transformación si no como ‚relleno‛. no es un instrumento de intervención o que pueda transformar las condiciones del estudiante. y de la ausencia de profesionales especializados en las áreas de desarrollo individual en las IE. que son reconocidos por la ley 115 como elementos de análisis e intervención de las problemáticas del individuo y la sociedad. haber . las que presentan su currículo se caracterizan por presentar planes académicos de propuestas obligatorias en materias. Según la percepción de los directores. no se terminan. las cuales tienen escaso contenido de formación en temáticas individuales y no han sido construidos tras previo análisis de diagnostico de revisión de problemáticas comunitarias y sociales. y son escasos los proyectos de aula o proyectos con temáticas de formación individual o de la personalidad. al menos en 6 de 9 IE realizan escuelas de padres con el fin de realizar la promoción de estas problemáticas y con énfasis en el tema de la integración familiar. Situación que es evidente en la fundamentación de los currículos en los que 2 de 9 IE no tienen PEI ni currículo elaborado. fundamentadas en la base de la solidaridad y en 5 de 9 IE se realizan aplicación y practicas de análisis social y contextual con la comunidad en general. según la percepción de los directores. Pero también en 8 de 9 de IE se trabaja con estrategias de aprendizaje social. Los proyectos de aula. la causa esta en asumir que el PEI o el currículo. en 3 de 9 instituciones. no existe conciencia de su necesidad. sin embargo 3 de 9 directores afirman.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle falta de recursos económicos para su implementación adecuada. no hay apoyo del consejo directivo. la causa de no tener una continuidad o elaborar un programa estable. así como la ausencia de personal capacitado y la falta de recursos económicos. ya que 6 de 9 instituciones no ofrecen propuestas pedagógicas y curriculares con temáticas de necesidades de los estudiantes. esta en la ausencia del compromiso del personal docente para realizar estas actividades. se afirmo no estar interesados en promover de manera recurrente y estratégica y se lo realiza por motivación de pequeños grupos académicos. A pesar de no tener claridad en la necesidad de intervenir en el individuo como objetivo para alcanzar la meta del mejoramiento académico. su principal dificultad esta en la baja asistencia y en su frecuencia que es de 1 o 2 veces al año. se ven relegados.ISSN 2145 .

sobre problemáticas de aula. 2010. en algunos se presenta fobia escolar.9 PROBLEMAS DEL AULA: LA CONVIVENCIA ESCOLAR La información recolectada. extorsionar. las de grupo refiere a los temas de grupos y pandillas en el contexto escolar y las sociales . La integración de la comunidad académica en el análisis e intervención de la situación que complejizan a los estudiantes se ha visto relegada al encontrarse que solo 2 de 9 IE. agresiones físicas. humillar a otros. tienen conformada la asociación de padres de familia y 1 de 9 tiene asociación de estudiantes. adicionalmente se encuentra desinterés y apatía por padres de familia y estudiantes a estas organizaciones. situaciones de conflicto en especial cuando hay ausencia del docente. en su actitud. estudiantes y padres de familia. (3) comportamiento Su especificación sobre la percepción de grupos y codificación separados por institución. retraídos. (2) comportamientos de sumisión: se encuentra en estudiantes victimas de los violentadores. 2. conductas que se observan en mayor proporción en los estudiantes de genero masculino en la etapa de la niñez que en la adolescencia. poco activos. 01 . uso del grito para la comunicación. realizado este tipo de propuestas y haber encontrado beneficios de impacto para los estudiantes. entre los que están: (1) comportamiento violento: se presenta en estudiantes que se caracterizan por golpear a los demás. usar vocabulario soez. Las problemáticas de aula refieren a los temas de convivencia escolar y relaciones entre docentes y estudiantes. peleas continuas. aislados. comportamiento y proposición. se encuentra el creer que no es una obligatoriedad o percibir que no se obtienen beneficios. No. pp. sexualidad y problemas familiares. con índices de desmotivación escolar. halar a otros bruscamente. de grupo y sociedad. estudiantes. tristeza y llanto. docentes y padres de familia se puede encontrar en el informe final de la investigación. juegos fuertes entre pares. entre los argumentos para no crear estos sistemas.Revista de Psicología GEPU. son pasivos. Vol. permitió evidenciar la descripción de los diversos tipos de comportamiento que se presentan en el aula.206. 1. 9 Lo siguiente es el análisis y codificación de los resultados generales obtenidos en conversatorios y entrevistas realizadas a docentes. LAS PROBLEMATICAS ESTUDIANTES DE LOS refieren a los problemas del consumo de drogas.

docentes y padres de familia. ansiedad. pero que se tienen referentes que al ser estos comentados a sus docentes o familiares. egocentrismo. Son comunes los comportamientos de exclusión. y según los estudiantes estos temores tienen su origen por los problemas entre pares. en donde el conflicto se muestra entre hombre – hombre.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle en contra de las reglas: conductas desafiantes a pares. hombre – mujer o viceversa o de mujer a mujer. rayar pupitres y paredes. no se maneja las reglas. estos comportamientos no son solo del genero masculino. ya que ellos pueden entrar en conflictos pero también pueden solucionarlos de manera sencilla. aislamiento grupal o maltrato psicológico a estudiantes que sobresalen académicamente o en conflictos que se dan entre mujeres o en el reconocimiento de la homosexualidad masculina o femenina. mentiras. se quebrantan las reglas de disciplina y orden de la institución. rebeldía. los docentes informan que las relaciones entre los niños se caracterizan por ser cordiales. cantaleta. lloran frecuentemente. se diferencia de los adolescentes ya que el conflicto no se moviliza con facilidad presentándose reacciones de venganza y de continuidad por espacio de meses y en ocasiones años. Los estudiantes que tienen temor o problemas se caracterizan por presentar conductas como quedarse callados. aislados. la reacción de respuesta es con regaños. los mas pequeños se orinan con frecuencia). generando desconfianza en los docentes y padres como consultores o consejeros de problemáticas. violentos. teniendo que encontrarse soluciones en la gran mayoría de casos entre sus pares (un niño aconsejando a otro sobre lo que debe hacer ante su temor o problema). en la mayoría de los casos la solución a los conflictos se realiza a través de peleas y riñas que se realizan a la salida del colegio. escribir grafitis al interior de la escuela. malestar físico (continuamente van al medico). aislamiento. venta y consumo de drogas. retroceden en etapas (enuresis. . ira. se definen que por lo general se realiza en las clases de ética y valores humanos. temores y problemas por parte de los estudiantes. pero no es común sentir temor a una materia. si no también del femenino.ISSN 2145 . al aprendizaje o a la escuela. robos. no prestar atención y no ofrecer soluciones o formas de modificación rápida y oportuna. incomprensión. En el tema de la expresión de las emociones. docentes y familia. A diferencia.

‚no miden las palabras para hablar‛12. No. cariñosas. otorgándoles atributos de consejeros. Igualmente los docentes informan que existen mayores dificultades cuando el estudiante presenta bajo rendimiento académico. es generalizado el uso del grito como estrategia pedagógica y se usa la discriminación para definir a los estudiantes ‚brutos e inteligentes‛ o excelentes. exigencia y rigurosidad. de confianza. 01 . sin embargo nombran que estas relaciones deberían estar mas reguladas por conductos o manuales que establezcan limites entre unos y otros. ya que depende del profesor. su uso se justifica por que “ha algunos estudiantes les gusta que los traten duro y que les griten”11. de respeto y afecto. confrontador y Conversatorios con docentes producidos en el año 2007. 2. ya que se caracterizan por ser afectivas. como mecanismo para lograr control y regulación de la conducta disciplinar. provocando habitualmente comportamiento desafiante. 11 12 . ya que algunos son: confianzudos. Conversatorio con estudiantes. humillantes y se burlan de los estudiantes. 13 Ídem. 10 descortés. groseros. el grito y el maltrato. las relaciones con los docentes son en general buenas. los insultan. Algunos estudiantes afirman no crear ninguna relación con los docentes. 2007. 1.206. los tratan de inútiles y en algunos casos los nombran con sobrenombres como ‚cabezón o mongólico‛13. pp. de respeto. porque generalmente se dedican a ‚dar su Conversatorio con docentes. generando reacciones de algunos estudiantes ante estas actitudes.Revista de Psicología GEPU. fracaso escolar o desmotivación escolar o cuando se incluyen dentro de las estrategias pedagógicas elementos como la disciplina. Vol. de decencia. No se deja de lado la percepción de algunos docentes que afirman que el estudiante necesita de relaciones e interacciones caracterizadas por la fuerza. 2010. Desde los estudiantes. 2007. son irrespetuosos. de autoridad. y en la mayoría de los casos el conducto regular solo se utiliza para el control de las relaciones conflictivas o con dificultades. sin embargo concluyen que esta situación no es generalizada. LOS PROBLEMAS EN LAS RELACIONES ENTRE DOCENTES Y ALUMNOS En la mayoría de discursos los docentes afirman que las relaciones que se producen entre ellos y sus estudiantes son buenas. amigables y sociables en donde se afirma que incluso son relaciones parecidas a las de ‚una familia‛10. regulares y malos.

los escorpiones. sin embargo algunos no prestan la atención suficiente a los niños. y entre sus conductas particulares están: ‚pintar las paredes con el nombre del grupo. no los estimulan. no hacen análisis de las condiciones económicas. consumen drogas Si bien el tema de los grupos sociales y su conformación. los relojeros y los pitufos. no son una problemática. navajas. robos a los estudiantes y también a la institución (instrumentos). los petes. cortaúñas). PROBLEMATICAS DE LOS GRUPOS PANDILLAS Y plenamente identificadas. las puccas. por lo general son violentas. las pollito. los kekos. baja o nula valoración del esfuerzo académico. afectivas y sociales de los escolares y son originadores de desmotivación escolar. Conversatorio con padres de familia. los moto-ratones. los motos. concluyen que la gran mayoría de los docentes son respetuosos y amables. Los estudiantes. 2007. los tinto fríos. por sus conductas y actitudes que van en contra de la sana convivencia. siendo de mayor reconocimiento: los prefas. los moto-ratones. por su parte reconocen a: los prefas. las uñas. molestar a los pequeños en la instituciones. los buggy. maltrato a menores al interior del grupo. dañar vidrios o buscar peleas con cuchillos o armas de fuego y piedras. venta y consumo de drogas en el colegio. los tratan de brutos. regañar por todo y si uno no entiende y pide explicación. los chavos y los mini chavos (los mas pequeños). los cuales se caracterizan por realizar conductas como: generación de peleas. les gritan constantemente. Los padres de familia. arañazos y no se sabe la causa‛15. lo hacen sentir como la persona más bruta del mundo y se van‛14. los santíagüenos. maltratantes y abusadoras. los chavos. los tatos. los santiagueños. ‚los niños llegan con moretones. sacar malas notas. las puccas. los petes. están pendiente de lo malo y el error del estudiante para castigarlo como estrategia de formación. hay presencia por parte de los docentes de mal vocabulario. dependen de la intensidad y continuidad de los comportamientos grupales. son autoritarios. es así como los docentes afirman que están 14 15 Ídem. ofensas. . los tatos. se destacan por ser populares y gozar de reconocimiento incluso institucional. si se presta atención al tema de las pandillas.ISSN 2145 . los buggies.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle clase. porte de armas blancas (cuchillos.

. Las consecuencias de estos grupos en los estudiantes están el temor. con conductas antisociales y que estos grupos se hacían llamar: los ñeros. 1. la comunidad educativa afirma tener continuo temor. aseverando que las directivas y docentes de las IE no están interesadas en realizar análisis e intervención al problema. caos escolar y aumento del vandalismo. realizando actividades como: requisas y desarme e incorporación al programa DINO y DARE de la Policía Nacional. exclusión social a estudiantes que no pertenecen al grupo los cuales son también maltratados. hallando que en las IE este tipo de conducta y su desarrollo no siempre ha sido promovida por el hombre. han intentado generar acciones para dar solución ha esta dificultad. Según la percepción de la comunidad educativa esta situación depende. indisciplina. 2007. son groseros. violentadores.206. 2010. pero también asegura que causa insatisfacción la situación de negligencia ante este tema. pp. los petes. ‚de lo fáciles que puedan 16 Conversatorio con estudiantes. demostrándose en la actitud donde solo 3 de 9 IE. LOS PROBLEMAS SOCIALES: ESTUDIANTE Y LA SEXUALIDAD EL En el análisis y codificación de los discursos se encontró que el inicio de la actividad sexual esta entre las edades de los 10 hasta los 16 años. reclutamiento. la influencia de estos grupos con los pequeños (seguidores de los pares con mayor edad). donde predomina la promiscuidad en los dos géneros. robar. consumo de sustancias psicoactivas.Revista de Psicología GEPU. siendo acciones de tipo asistencial y no continua. los parces. los frijolitos. Vol. Por su parte los padres de familia afirmaron que en 8 de 9 IE ‚existen pandillas‛. 01 . hacen uso de la amenaza y la intimidación.‛16. influencia en conductas delictivas y consumo de drogas. hacer daño a otros. Sobre esta problemática. humillados o violentados. molestar a los demás. robar a los estudiantes de la institución y en algunos grupos se presenta el consumo y venta de sustancias psicoactivas. 2. peleas. y bóxer. peleones. entran a las fiestas sin invitación y crean problemas. deserción escolar por amenazas o por insatisfacción en la convivencia. ya que es común encontrar a la mujer como la promotora de diversas conductas de característica sexual. No. los parcheros y los de la cachucha blanca y entre sus conductas particulares están: los atracos.

lesbianidad o acoso y abuso sexual (de estudiantes de mayor edad a estudiantes de menor edad. Sobre las maneras de obtener conocimiento en el tema de la sexualidad en los estudiantes. las cuales se caracterizan por ser ‚humillantes y dañinas como penetración con objetos y prácticas sádicas. amigos. del ambiente familiar.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle ser las niñas‛17. que se originan en esta iniciación sexual se debelan en los embarazos a temprana edad. además se puede presentar por el alto riesgo afectivo de los jóvenes (engaño afectivo). del conocimiento del tema. abortos. en donde se plantean diferentes temáticas sobre salud sexual y reproductiva en el proyecto pedagógico de ética y valores. en la gran mayoría estas acciones son en conjunto con Profamilia y solo en 2 de 9 IE. 17 propagación de enfermedades de transmisión sexual. promiscuidad. sobre que es la sexualidad). etc. de la formación que se le da en el hogar o los descuidos que tiene la pareja al dejar observar conductas sexuales en la televisión. estas son charlas que no logran Conversatorio con estudiantes y docentes. otorgando formación no adecuada y en el caso de las intervenciones realizadas por Profamilia. y acoso sexual (expresado en el manoseo). se logro determinar que es generado en su gran mayoría por sus pares (un niño aconsejando a otro niño. familiares o amigos). grupos. se nombran prácticas sexuales que son impuestas y no son consentidas. videos. las salas de internet y en la propia casa. incluyendo actividades con padres de familia. revistas pornográficas. de la falta de educación. 18 Conversatorio con docentes. se han planteado programas a mediano y largo plazo. 2007. ya que son otorgados por profesionales que no son capacitados. videos o de las relaciones entre los padres y los hermanos mayores y sus parejas.‛.18 Ante este tema en 5 de 9 IE han realizado programas de intervención a corto plazo. por lo general ni los padres o la escuela ofrecen información oportuna y veraz. 2007. la calle. internet y televisión y que se habla del tema constantemente en los espacios como el descanso. madresolterismo. embarazos no deseados. . Las problemáticas. homosexualidad. Se concluye por parte de docentes y padres de familia que la aplicación de estos programas son insuficientes y se caracterizan por ser ineficaces. desarrollando actividades que incluyen charlas o talleres esporádicos dirigidos a los estudiantes.ISSN 2145 .

polvo de ladrillo y cigarrillos (transformados).‛19 pepas 360. falta de afecto. personas de la calle (instalados alrededor de la IE). Así mismo la comunidad educativa a informado que para los estudiantes conseguir drogas es sencillo y no presenta dificultad. falta de personalidad. generalmente lo hacen a través de las casas de barrios aledaños.206. problemas psicológicos. parece divertido. impacto cualitativo. 2. cocaína (perica) y el bóxer. escapar de la realidad. entre las que están: ‚la marihuana. Vol. los amigos presionan el consumo. 2010. por problemas académicos. No. por no haber nada que hacer. jíbaros. bazuco. ventas callejeras y en algunos casos se siembra marihuana en las casas. desahogo.Revista de Psicología GEPU. 01 . Conversatorio con estudiantes. el alcohol. falta de orientación y depresión. . influencia de grupos. (2) su iniciación se origina por: probar (experimentar). se encuentran drogas dentro y fuera del colegio. necesidad. en 2 IE se reporta haber realizado actividades con la Policía Nacional en el programa Dino y Dare. por tener mucho tiempo libre. 2007. el cigarrillo. han realizado en el último año actividades que buscan la prevención y entre sus estrategias están las charlas. algunos padres afirman que sus hijos las consumieron engañados. es común su consumo. (3) origen social: problemas familiares. por aburrimiento. entre los estudiantes se cree que el consumo de sustancias psicoactivas ayuda al aprendizaje. por influencia de los grupos y 19 lideres. la familia no esta pendiente de los hijos. es una moda (cultura juvenil). poco o nulo valor a la vida. para pasarla bien. pp. problemas económicos (el bóxer. amigos. las pepas. A pesar de ser un problema de incidencia en las IE se encontró que solo en 3 de 9 instituciones. EL ESTUDIANTE Y EL CONSUMO DE SUSTANCIAS PSICOACTIVAS Se reconoce que los estudiantes consumen drogas. baja autoestima. la familia consume y enseña. los grupos solicitan su consumo para ingresar. carteleras y talleres. se cree que entre las causas del consumo están: (1) individuales: salir del problema. Desde la percepción de la comunidad educativa. ausencia de principios. ya que las ofrecían como dulces o cigarrillos transformados. por problemas. aumentando así las dificultades sexuales entre los escolares. a algunos estudiantes los han amenazado si no la consumen. llamar la atención. quita el hambre). existen padres de familia que las consumen y la venden. 1. por los líderes de los grupos o pandillas (la venden en el interior del grupo).

las cuales se describen de la siguiente manera. reconocer a los vendedores y consumidores y crear programas de promoción y prevención efectivos y eficaces. falta de orientación en la crianza de los hijos. docentes y padres de familia. violencia para instaurar ordenes. estas se notan en conductas inapropiadas de aislamiento o de ansiedad en el estudiante. uso de . fortalecer el respeto en si mismos. estrategias de formación centrada en la violencia y manipulación para la resolución de conflictos (entre padres y de padres a hijos) (2) problemas de pareja: separación. maltrato físico y psicológico para corregir errores. se caracterizaron por presentar las siguientes dificultades: (1) dificultades de comunicación. brindar información veraz y sin terrorismo. intervenir a los consumidores. autoritarismo. problemas en la resolución de conflictos.ISSN 2145 . entre pareja. infidelidad y falta de respeto con la pareja (3) dificultad en las pautas de crianza: falta de autoridad. incomprensión al proceso evolutivo del hijo. poca tolerancia y falta de respeto. establecer mecanismos de control. cambio constante de compañeros sentimentales. En las comunidades educativas se reconoce que es de importancia iniciar programas de prevención realizando actividades como vacunación simbólica. son aisladas y se realizan sin personal especializado en el área. que estas actividades no son continuas. generar espacios alternos después del horario escolar.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle para la prevención del consumo. sobreprotección. comunicación violentadora. padres – hijos (viceversa). lo cual no producen el impacto esperado. mejorar las condiciones de autoestima. métodos de formación con estrategias como el castigo físico y la humillación. ya que se reconoce el aumento significativo en los estudiantes. trabajar con la familia. aspecto que se nota por las continuas manifestaciones discursivas que realiza la comunidad educativa identificándose como principal causante de las dificultades escolares. auto-concepto e identidad en los estudiantes. orientación psicológica. ausencia del padre. padres – docentes. Las familias de los estudiantes de las 9 IE. intervenir a las pandillas. pero se menciona por parte de estudiantes. hogares mono parentales. no se comparte tiempo con la familia ni con los hijos. EL ESTUDIANTE Y SUS PROBLEMAS FAMILIARES La familia es uno de los principales subsistemas de formación y apoyo para el ser humano.

presentan diferencias. ante situaciones de fracaso escolar o bajo rendimiento académico se hace uso del castigo. 2010. ni estado). la intimidación como estrategia para confirmar ordenes. en la madre embarazo a temprana edad. generalmente por parte de los padrastros. consumo de sustancias psicoactivas. ante una necesidad imperante de formación de nuestros . falta de libertad. (4) dificultades ambientales: pobreza. irresponsabilidad en la formación de los hijos. Vol. docentes. microanálisis y estandarización de la información aspectos que pueden ser generalizables. zonas de vulnerabilidad. si logra evidenciar a través de la recolección. se deja la crianza a la escuela y a los docentes (la escuela no forma la individualidad y la personalidad del estudiante). fracaso escolar. bajo nivel educativo. esto lleva a preguntarse por la inasistencia y abandono que parece caracterizar a los padres de familia. 01 . (5) problemas de los padres: abuso sexual. negligencia y soledad en la formación del hijo. conductas groseras. conflicto social. ni familia. (7) las relaciones entre hermanos: positivas en su gran mayoría. violentas y mal tratantes. falta de tiempo de calidad. desempleo. sin formación e incluso solos (la poca experiencia y conocimiento se usa para solucionar. por el contrario se encuentran estudiantes (niños y jóvenes) rodeados de peligros. los hermanos mayores se vuelven padres de los menores. el estado y la sociedad.Revista de Psicología GEPU. violencia. tomar decisiones o producir reflexión) o en ocasiones acompañados de pares que también viven la misma situación (niños o adolescentes aconsejando a otros sobre como debería resolver un problema). el estudiante no tiene a quien acudir (ni docente. desplazamiento. pp. que han tenido que sortear sin capacitación. Al nombrarse y especificarse las múltiples dificultades por las que debe sortear el estudiante y llevando a concluir que la escuela no es un lugar seguro o que por su edad evolutiva como niñez o adolescencia podría estar exento de alguna dificultad.206. DISCUSIÓN La investigación demuestra la problemática que existen en las IE del municipio de Popayán (Cauca). falta de confianza. rendimiento académico bajo. cambio de vivienda constante. 2. la escuela. (6) problemas de los hijos: irrespeto hacia los mayores. No. rebeldía. sin bien la muestra no es ni el 1% de las IE existentes en el departamento. 1. los menores se vuelven hijos.

los problemas de conducta. La comunidad educativa no es consiente de la relación e influencia que existe entre individuo. pero no comprendiéndola. entre otras. el bajo rendimiento académico. sociedad y escuela. promoviéndose programas de intervención desde planteamientos científicos. buen puntaje en pruebas saber e ICFES. en la base del paradigma que nombra al individuo con una necesidad técnica y academicista. se tiene un . presentando múltiples justificaciones y excusas. (materias obligatorias). sus acciones sociales y el enfrentamiento a problemáticas del contexto y el ambiente. que consten de validez y que puedan garantizar a las comunidades educativas efectividad y eficacia en la intervención. la inasistencia a clases.ISSN 2145 . o que lo individual no afecta a lo escolar y lo social. pero deja de lado sus papeles de formación en el individuo y sus funciones cognitivas y de la personalidad. siendo contradictor a la Ley 115 donde se reglamenta como principio la formación centrada en las necesidades de los estudiantes y sus contextos. ya que hasta ahora las actividades y los programas planteados gozan de ser irresponsables. se cree que se tienen objetos de formación y no sujetos de trascendencia integral. la desmotivación escolar. inefectivos e ineficaces. la escuela parece ser que se olvido de su sentido y objetivo universal. que se encarguen de analizar y hacerle frente a los continuos problemas sociales que viven los estudiantes en el interior de las escuelas. se ha empeñado en creer y fundamentar su acción.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle estudiantes. problemas de la cognición.) ha logrado crear habilidades para identificar el fracaso escolar. que es la formación del ser humano integral educado para vivir. esta es ausente. En conclusión. pero no ha logrado desarrollar análisis causal o prever consecuencias en el individuo y la sociedad. pero no reconociéndose la responsabilidad del mismo. memorizar contenidos en ocasiones sin sentido. prevención e intervención que se estructuren por sus objetivos claros a mediano y a largo plazo. por el contrario se omiten logrando nombrar la dificultad. creyendo que lo social no afecta lo académico y lo individual. evitando los continuos procesos asistenciales. La escuela que tiene como principio la formación. preocupada por su interés netamente académico (obtener logros y competencias académicas. Es necesario e imperante la generación de programas de promoción. etc. Prueba de ello es la ausencia de generación de programas y proyectos pedagógicos instaurados en el PEI y el currículo. La escuela.

H. & López. 1. Flecha. A. los cuales aconsejan. Familia. sin embargo alarma la posición de una escuela que esta alejada de la realidad y se ha dedicado a formar en conocimiento técnico – académico. Patios abiertos y patios cerrados.206. E. alejado de las problemáticas en salud mental y física de nuestros estudiantes. Es así como sentimos que la formación del ser individuo social. Santa Fe de Bogota: Alfaomega.. (1994). No. F. Ángela. no siempre son las adecuados o aceptados socialmente (a pesar que la sociedad y la escuela sabe castigar cuando se comete un error. Botvin. (siendo excluida) y a un estado con una situación político local y regional. Colombia: Universidad Santo Tomás-USTA. R. C. creencias y experiencias que por lo general. pero dejando de lado la formación personal. estudiante que presenta múltiples problemáticas y que es necesaria su intervención.Revista de Psicología GEPU. (2001). Barcelona: Graó. apoyo y contribución a la escuela y se tiene a una sociedad que no es garante de la formación idónea. (1995). Comunicar y transformar. ¿Por qué castigar.C: El Búho. Prevention Science. A. Bogotá D. 2010. la hace el propio estudiante desde sus propios recursos. pero no ha hecho nada por evitar esta situación?. pp. A. REFERENCIAS Aguirre. Socialización y Educación. Vol. & Rodriguez. Primera Edición. Barreto. si no hemos formado para evitar?). en donde los maestros son los mismos pares que se encuentran viviendo la misma situación. Planteamientos de la pedagogía crítica. experiencias y vivencias. Drug abuse prevention among minority adolescents: Post-test and one-year follow-up of a school-based preventive intervention. Ayuste. del que comete el error sin tener una formación previa o el que sabe castigar. 01 . Ciclo Vital y Psicoterapia. así mismo se tiene a una familia que no es garantía de formación ya que al igual que toda la comunidad educativa se reconoce por sus continuos problemas y ausencia en los mecanismos de formación.. G. (2000). 2. esta no hace nada para evitar que se llegue a lo no deseado y entonces preguntamos ¿de quien es la responsabilidad. V. . orientan y ‚forman‛... según sus criterios. (2001).

ISSN 2145 . R.org: www. K. (1994). de campus-oei. K. Popayán: Facultad de Psicología de la Universidad Cooperativa de Colombia. Habermas. Bogota .PDF. (2000). C. Reglamentación de la ley General de Educación Nro. J. Mires. & Eller. (1990). Cardiel. Madrid: Tecnos. Educación: Calidad y Equidad.. !si es posible¡. Introducción a las Ciencias Sociales. (2006). Inglaterra: Londres. Qualitative inquir and research design. Internatiional Educational an professional publisher.(2005). Civilidad.. Ibañez. Ontología del Lenguaje. (1994).(2000).org Creswell. --------------------------------------------------. M. W. Estados Unidos: Dolmen .A. (1994). Santa Fe de Bogotá. History of suicide: voluntary death in Western culture. Henson. Ministerio de Educación de Colombia.campus-oei. (2001).Colombia: Ministerio de Educación. Apuntes de debates y reflexiones sobre Educación Comunitaria. F. Nueva Imagen. Colombia: MEN. Ed. B. Estados Unidos: Thomson Editores S. Choosing amonf. Grupo de Interés Educación y Sociedad de Foro Educativo. ---------------------. Complementos y Estudios previos. (2004). J. H. T.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Brown. Psicología educativa para la enseñanza eficaz. Five traditions sage publications. (1988). España: Editorial Trotta. León. Echeverria. A. Equidad/esnueva. Santiago: Colección Hachette/Comunicación – Ced. Emociones y lenguaje en educación y política. México: Colección Fin de Milenio. Baltimore: Johns Hopkins University Press.estudio. Formar para la ciudadanía. Minois G. Recuperado el 05 de Febrero de 2007. En: Teoría de la Acción Comunicativa (pág. Maturana. Teoría política de la postmodernidad. Psicología social construccionista. (2000). (1998). 39). Hacia el crecimiento de la práctica educativa.28044. Perú: Lima. . (2005). La lógica de las ciencias sociales. (1999).

PÁG. Buenos Aires: Santillana. 2. Petrus.Colombia: Momo Ediciones. (2001). Bogotá . Núñez. Recuperado el 24 de Marzo de 2007. ART. Los siete saberes necesarios para la Educación del Futuro. pp. Saldívar.org/jei/edu/f/edu-transfconc. ---------------------------------------(2005). ----------------. Pedagogía Social: Cartas para navegar en el nuevo milenio.Colombia: Momo Ediciones. 1. P.206. Francia: UNESCO. No. 01 . A. pangea. Modelos de educación social en la época contemporánea.org. En CAPITULO 5 (págs.pangea.Revista de Psicología GEPU.). DECRETO 1286. de http://www. República de Colombia. (1994). (1998). (1990). Vol. 124. Concepto y campos de la Educación social. Bogota . Decreto 1860.htm . E. 36. Morín. Barcelona: PPU. 2010.(1999). V. (1990). España: Trotta.

6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Nombre de la Obra: GEOGRAFIA DEL CONTACTO Artista: JENNIFER MANRIQUE Año: 2010 .ISSN 2145 .

impondo assim uma sociedade e sujeitos patologizados não só pela lógica constante do lucro e poder. 2010. na perspectiva de quatro pinturas. 59 . 2. Capitalismo. Brasil) e Graduando em Licenciatura em Artes Visuais pelo 20 Instituto Federal de Educação Ciência e Tecnologia. sino también de la concurrencia. los controles psicológicos del capitalismo. Revista de Psicología GEPU. imponiendo éste una sociedad y sujetos “patologizados” no solo por la lógica constante del lucro y del poder. como também ser uma ressignificação dos sintomas patológicos da contemporaneidade relacionados à busca patológica por lucro e poder.unifor. Vol. sino también dar otra significación de los síntomas patológicos de la contemporaneidad en relación a la búsqueda patológica del lucro y el poder. como também da concorrência. se ha utilizado las investigaciones de teóricos críticos como Rosa Luxemburgo. Correo Electrónico: alexandremourao@edu. 2001) dos processos de subjetivação capitalista. pp. os controles psicológicos do capitalismo. Resumo: A partir da problemática levantada pela teórica Rosa Luxemburgo de que todo objeto da vida cotidiana foi transformado em mercadoria. este trabalho procura analisar. Para isso. este artículo busca analizar. 1 (2). Parar finalizar. Gilles Deleuze. Leonardo Danziato. No. Graduando em Psicologia pela Universidade de Fortaleza (Ceará. Em uma relação da arte com a psicologia. 1. optou-se pela pesquisa documental tendo em vista a análise das pinturas do próprio autor Alexandre Mourão. Gilles Deleuze. 01 . 2001) de los procesos de subjetivación capitalista. Guy Debord y del maestro orientador de la investigación. Controles Psicológicos. Franco Berardi. pretende não só expor a “materialidade crua” (Pacheco. Guy Debord e do professor orientador da pesquisa.Revista de Psicología GEPU.206. se ha escogido la investigación documental a partir de las pinturas del próprio autor Alexandre Mourão. (2010). A. Palavras Chave: Sociedade de Controle. Entre o capital e o subjetivo: pinturas de um cenário tempestuoso. Resumen: A partir de la problemática discutida por la teórica Rosa Luxemburgo de que todo objeto de la vida cotidiana fue transformado en mercancía.66.br Web: http://gozoebiopoder. En una relación del arte con la psicología. Palabras Claves: Sociedad de Control. pretende no solo exponer la “materialidad cruda” (Pacheco. Capitalismo. Franco Berardi. Controles Psicológicos. a20 Entre o Capital e o Subjetivo: Pinturas de um Cenário Tempestuoso Entre el Capital y lo Subjetivo: Pinturas de un Escenario Tempestuoso Alexandre De Albuquerque Mourão20 Universidade de Fortaleza – UNIFOR Recibido: 7 de Julio de 2009 Aprobado: 28 de Octubre de 2009 Referencia Recomendada: De Albuquerque. Como método. Leonardo Danziato. Aprendeu-se com isso que o espaço da psique é um local de extensão e controle do capitalismo neoliberal.com 20 INTRODUÇÃO .blogspot. en la perspectiva de cuatro pinturas. Para esto. Como metodologia. utilizou-se de textos de teóricos críticos como Rosa Luxemburgo. se llegó a la conclusión de que la psique es un espacio de extensión y control del capitalismo neoliberal.

é “entendida como „a natureza‟ em questão tanto humana 21 quanto não humana. mas também nas formas de relacionamentos sociais e subjetivos. ele ficou conhecido na Um estudioso da Teoria Crítica também atentava para esse aspecto do capitalismo na contemporaneidade. que este trabalho levanta como problemática.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle INTRODUÇÃO Os processos de controle psicológico do capitalismo na análise de quatro pinturas. sobre a Dimensão Genealógica do Gozo. distanciarse do fato de que a situação econômica dos homens atua até nas mais delicadas Ecologia. 2006). 2001. 2001). é pertinente citar também a concepção de Gilles Deleuze (1992) sobre a Sociedade de Controle. organizado politicamente por uma lógica imperial (Negri. afirma que: ‚Habitamos um mundo sem limites‛ (Lebrun. inclusive dos espaços subjetivos. Apesar dele antecipar que o ‚controle é um nome que Burroughs propõe para designar o novo monstro‛. nas ‚formas de subjetivação‛ (Foucault. e todo objeto da vida cotidiana foi transformado em mercadoria? (Berardi. no campo da ética. a partir do conceito de Felix Guattari. numa certa ‚diet-ética‛ no ‚uso dos prazeres‛ (Danziato. O professor Leonardo Danziato. O imperialismo era para ela a conseqüência econômica. e experimentado subjetivamente através dos excessos do consumo dos objetos oferecidos pelo capitalismo recente. mas a produção de relações e a produção de subjetividades também” (Negri. em sua tese de mestrado O Gozo e o Poder. parte das reflexões de uma das primeiras teóricas a pensar este sistema sócioeconômico numa critica ecológica21: Rosa Luxemburgo dizia que o capitalismo é intimamente impelido para um processo de expansão contínua. Somando-se a essas análises. porém. Tais excessos não se apresentam só na lógica consumista – lógica de mercado – que domina o mundo contemporâneo. 2005). É justamente essa questão da mercantilização da vida. Mas o que acontece quando todo o espaço do território planetário foi submetido ao poder da economia capitalista. 481) . 2004) e sem fronteiras. Pag. ao abordar uma questão da influencia do econômico no psicológico: ‚A rejeição de uma psicologia que esteja assentada em preconceitos econômicos não permite.ISSN 2145 . política e militar dessa necessidade de expansão. a ecologia envolve não apenas a preservação de coisas. 1988). ramificações de sua vida psíquica‛ (Horkheimer.1990).

No. A respeito do processo da pesquisa. 2001) dos processos de subjetivação capitalista. Vol. Similarmente à pesquisa bibliográfica. pp. 1. mercados ou "bancos" (Deleuze. pretende também trabalhar com os signos relativos ao saber psicológico como as depressões. ou a rejeição. foi o tipo de pesquisa utilizada para esse trabalho. 2. etc.e assim outra vez apresentálo. dados. 2007).. 2010. em uma relação da arte com a psicologia.. a pesquisa documental consiste em um instrumental de apoio a qualquer pesquisa‛ (Fernandes. A linguagem numérica do controle é feita de cifras. A representação é da ordem do sígnico ou simbólico. 01 . que marcam o acesso à informação. não só expor a ‚materialidade crua‛ (Pacheco. do real possível e do imaginário (Pacheco. da palavra. setas de gráficos.) o essencial não é mais uma assinatura e nem um número. 2001).1992). pretende-se ir para além da concepção tradicional de representação. ao passo que as sociedades disciplinares são reguladas por palavras de ordem (tanto do ponto de vista da integração quanto da resistência). no caso de quatro pinturas. a pintura das quatro telas foi realizada nos . Os indivíduos tornaram-se "dividuais". Como objetivo geral este trabalho pretende. Não se está mais diante do par massa-indivíduo. como também ser uma ressignificação dos sintomas patológicos da contemporaneidade relacionados à busca patológica por lucro e poder. entendendo-a assim como: Uma forma de se fazer apresentar o objeto da materialidade crua do mundo para transversá-lo pela trama do signo. e as massas tornaram-se amostras. mas uma cifra: a cifra é uma senha. etc. A Pesquisa Documental.Revista de Psicología GEPU. síndromes e angústias e os signos relativos ao sistema sócio-econômico do capital como bolsa de valores. contemporaneidade por fazer referência a essa concepção das sociedades: Nas sociedades de controle (. controle.. divisíveis.206. Como objetivo específico. METODOLOGIA Para a exposição desses processos de controle do capitalismo nas pinturas. A respeito desse tipo de pesquisa infere-se: ‚Sua classificação referese ao procedimento a ser utilizado no processo de pesquisa.

Dimensão da Obra: 60 x 80 cm. durante os cursos de graduação de Psicologia na Universidade de Fortaleza e Artes Visuais no Instituto Federal de Educação Ciência e Tecnologia (exCEFET). Após a pintura das obras. 1992). E é assim que esse homem-cifra se encontra na contemporaneidade e assim que as massas se tornam amostras. No meio da tela observa-se um homem divisível. Técnica Utilizada: Tinta Acrílica sobre tela. Como uma criação artística. mas também a partir das vivências e experiências da vida do artista. RESULTADOS E DISCUSSÃO Na análise da primeira pintura. um homem de joelhos engolir signos corporativos. 1967). como um reality-show. cheio de buracos. Técnica Utilizada: Acrílica sobre Tela 4a .6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle anos de 2008 e 2009. e com estatísticas de bolsas de valores – ‚modulações que fazem intervir como cifra uma percentagem de diferentes amostras de moeda” (Deleuze. e relacionado com as categorias de Sociedade de Controle. números e marcas. Processos de Subjetivação. A própria vida se confunde com a televisão.Título da Obra: Homo Neoliberalicus. Dimensões da Obra: 40 x 50 cm. verdadeiros panópticos de uma sociedade cada vez mais espetacularizada (Debord. Este homem encontra-se cercado por câmeras. estudadas no grupo de pesquisa da UNIFOR intitulado Gozo e Biopoder. não está obrigatoriamente relacionada somente a leituras de textos da temática. Dimensão da Obra: 50 x 70 cm. intitulada ‚A Sociedade de Controle‛. Capitalismo. Foram escolhidas quatro telas (pinturas) do próprio autor para este trabalho: 1ª . 2ª . Técnica Utilizada: Tinta Acrílica sobre Tela.Título da Obra: Produção Controlada de Subjetividade. As pessoas de faces irreconhecíveis nos grandes prédios tortos e surreais são apáticas e assistem. Dimensão da Obra: 50 x 70 cm.Título da Obra: A Invasão-valor do real virtualizado. o trabalho a ser apresentado foi redigido no mês de junho de 2009. que se confunde até mesmo com o próprio quadro: qual o suporte dessa tela? O que as legendas binárias desse ‚quadrotv‛ anunciam? . pode-se observar a ressignificação de alguns conceitos do artigo sobre a Sociedade de Controle do filósofo Gilles Deleuze. Técnica Utilizada: Tinta Óleo sobre tela 3a .Título da Obra: A Sociedade de Controle. sob orientação do professor Leonardo Danziato.ISSN 2145 .

206. sorridentes e em grandes poses. O marketing é agora o instrumento de controle social. chama a atenção do atento espectador: De que se ri? Talvez da posição em que ela se encontra. intitulado ‚Produção Controlada de Subjetividade‛. 01 . significou a ‚alma do negócio‛. o que é efetivamente a notícia mais terrificante do mundo. Autor: Alexandre Mourão. ou seja. As imagens fluem desligadas de cada aspecto da vida e fundem-se num curso comum. Em uma leitura similar à primeira obra. também relaciona o suporte (a tela) com uma televisão. sete grande homens ou ‚sete grandes deuses‛ bateram o martelo de mais um dia: A cultura neoliberal injetou no cérebro social um estímulo constante na direção da competência e o sistema técnico da rede digital tornou possível uma intensificação dos estímulos informativos enviados pelo cérebro social aos cérebros individuais.Revista de Psicología GEPU. 1. A realidade considerada parcialmente reflete em sua própria unidade geral um pseudo mundo à parte. Técnica: Tinta Acrílica sobre Tela. Vol. No. 1992). de forma que a unidade da vida não mais pode ser restabelecida. Título da Obra: A Sociedade de Controle. 2010. pp. Esta aceleração dos estímulos é um fator patogênico que atinge o conjunto da sociedade (Berardi. O serviço de vendas tornou-se o centro ou a ‘alma’ da empresa. desta vez mais em moda: a tv de plasma. e forma a raça impudente dos nossos senhores (Deleuze. 2. Informam-nos que as empresas têm uma alma. da repórter circunscrita de botox e linhas de valores. 2001). Guy Debord (1967) colocou: . Essa pura contemplação. objeto de pura contemplação. o quadro seguinte. Dimensão da Obra: 50 x 70 cm. reportando diretamente dos pregões do grande templo capitalista da Nyse (Bolsa de Valores de Nova Iorque). Neste mesmo espaço. O quadro anunciou alguns processos de controles psicológicos do capitalismo.

mas seguimos especialmente as indicações e leituras de Melman (2003a) e Zizek (2003). um retorno do real em pelo menos duas formas: na forma de um real virtualizado. espetacularizado22 – um ‚semblante‛23 – que encontramos seja no retorno de uma relação com um ‚fantástico‛ (Melman. seja na nova relação com o corpo com sua excessiva imaginarização24. O corpo é alterado e se desfragmenta juntamente com os números das rápidas mudanças dos painéis dos pregões eletrônicos. 23 24 No 25 sentido lacaniano da imagem narcísica do corpo. 22 Termo que Lacan utiliza para se referir a forma que toma o objeto pequeno a em sua relação com a dimensão do real. cuja lógica terrorista é paradigmática. 1985). mas que também encontramos na constante angústia que acompanha o sujeito contemporâneo. Dimensões: 40 x 50 cm. 1976i). na forma de uma “angústia sinal‛25. atravessado e encurvado pelas setas sempre presentes nos gráficos das bolsas de valores. sejam nos novos misticismos. diante do risco de um ataque interno. Freud se refere a angústia como um sinal diante de um perigo (Freud. Na terceira obra em análise. apresenta-se como um semblante (Lacan. novas seitas e novas terapêuticas da alma. Vários autores se referem a esse aspecto da nossa contemporaneidade. 2003). Sendo o real o que causa horror. Autor: Alexandre Mourão. por outro lado esse real retorna na forma de uma invasão ou de um ataque. 2006). há um quadro de um sujeito angustiado: A excessiva virtualização da realidade dos tempos atuais termina por estabelecer uma outra relação com o real. .6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Título da Obra: Produção Controlada de Subjetividade. em sua feição feminina. Dois aspectos. Técnica: Tinta Óleo sobre tela. são retomados nesta tela intitulada ‚A Invasão-valor do real virtualizado‛: o corpo deste homem encontrase invadido.ISSN 2145 . Outro aspecto refere-se à angústia desse homem diante das circunscrições numéricas: na contemporaneidade o homem é fragmentado cada vez mais. Em nossa sociedade. a respeito dessa citação. transformado em cifras. e retomando as discussões de Delleuze (1992). o objeto. uma ‚pane‛ (Danziato.

Título da Obra: A Invasão-valor do real virtualizado. diretores e gerentes da economia ocidental tomaram inumeráveis decisões em estado de euforia química e rapidez psicofarmacológica. parece estar um homem de gravatas sentado em uma ‘cadeira-cartela’ de medicamento. Dimensão da Obra: 60 x 80 cm. Centenas de milhares de operadores. e sim. então. se observa: Como se poderia falar hoje de economia sem se ocupar de psicopatologia? Nos anos noventa a cultura do Prozac esteve indissociável da cultura da new economy. A euforia química relaciona-se diretamente aos monitores (ou medidores) de batimentos cardíacos que não mede a pulsação deste paciente.Revista de Psicología GEPU. fazendo jus a essa citação. 2. No. 2001). números e dinheiro. de título: Homo Neoliberalicus. Vol. deste homem de negócios estaria como que alimentada por psicofármacos. mede as pontuações das bolsas de valores. Técnica Utilizada: Acrílica sobre Tela. competitivo e o fanatismo produtivista (Berardi.206. . Autor: Alexandre Mourão. pp. 2010. o organismo pode ceder. Mas a longo prazo. Na última tela. incapaz de suportar até o infinito a euforia química que até então sustentou o entusiasmo Título da Obra: Homo Neoliberalicus. Técnica: Tinta Acrílica sobre tela. É. 01 . A vida. 1. Dimensões: 40 x 50 cm.

(2007). & Negri. ECA/USP. Teoria Crítica I. O uso das pinturas para explicar tal fenômeno não é somente uma representação de como funciona esse mundo neoliberal. F. Rio de Janeiro: DP&A. Contraponto. mas também um próprio processo de re-apresentação e ressignificação desses processos subjetivos do próprio artista e pesquisador. A Sociedade de Controle. (1997). Gozo e Biopoder: sobre a dimensão genealógica do gozo. A fábrica da infelicidade: trabalho cognitivo e crise da new economy. Ed 34. Fernandes. Aprendeu-se com isso que o espaço da psique é um local de extensão e controle. . Vale salientar que apesar de serem expostas as pinturas. Pacheco. REFERÊNCIAS Berardi. L. M. somente a visão da obra ‚ao vivo‛ tornaria a percepção de qualquer observador mais completa. (2005). Rio de Janeiro: Record. G. Rio Grande do Sul.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle CONCLUSÃO Os controles psicológicos do capitalismo foram observados na perspectiva de quatro pinturas. A. como também da concorrência. (1992). (2006). (2001). L. Danziato. impondo assim uma sociedade e sujeitos patologizados não só pela grande lógica constante do lucro e poder. Horkheimer. Crise: Espaço e Representação. Deleuze. Rio de Janeiro. G. In: Conversações. Debord. São Paulo: Perspectiva.. E. (1990). M.ISSN 2145 . (2001). Fortaleza. Hardt. A Sociedade do Espetáculo. Império. Relatórios de pesquisa nas ciências sociais: características e modalidades de investigação.

Revista de Psicología GEPU, Vol. 1, No. 2, 2010, pp. 01 - 206.

Nombre de la Obra: JUGANDO A MI OTRO YO Artista: JENNIFER MANRIQUE Año: 2010

ISSN 2145 - 6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle

Revista de Psicología GEPU, Vol. 1, No. 2, 2010, pp. 01 - 206.

a26

Ser y Estar: Mujeres que Envejecen en el Siglo XXI. Intervención Grupal desde una Perspectiva Psicoanalítica
Belén Galeano26
Universidad de la República Oriental del Uruguay
Recibido: 26 de Junio de 2009 Aprobado: 28 de Octubre de 2009

Referencia Recomendada: Galeano, B. (2010). Ser y estar: mujeres que envejecen en el siglo XXI. Intervención grupal desde una perspectiva psicoanalítica. Revista de Psicología GEPU, 1 (2), 69 - 86.
Resumen: Cada ser humano es parte de una determinada cultura que limita y posibilita su existencia; ella nos construye a la vez que hacemos intentos por construirla. Es un proceso continuo, como la vida en general: nacemos, crecemos, nos desarrollamos y morimos, ciclo sagrado y natural que se repite sin pausa. La cultura nos trasciende, y mientras existimos nos moldea, estamos hechos de previas construcciones que otros posibilitaron, y formamos parte del legado cultural que actualmente construimos para el futuro de otros. El presente trabajo se referirá al peso que tienen determinados esquemas en las posibles construcciones de las identidades tanto singulares como colectivas. Sobre este eje, recorreré los temas que despertaron mi interés a partir de la pasantía realizada en un pasado año: género femenino, edad avanzada y siglo XXI. Planteado esto, la pregunta que me formulo es: ¿Cómo se

conjugan las premisas de nuestra sociedad que refieren al ser mujer y al estar viejo en la identidad como constructo?
Palabras Claves: Mujer, Cultura, Vejez, Identidad.

26 de Psicología de la Universidad de la República Oriental del Uruguay. Correo electrónico: Estudiante de la Facultad belugaleano@gmail.com
26

ISSN 2145 - 6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle

reflexión mismo. El modo en el que haré este recorrido, será el siguiente: comenzaré por contextualizar mi pasantía, ya que a lo largo del trabajo intentaré articular conceptualizaciones teóricas con la práctica y lo que pude vivir y observar en el grupo de reflexión. INTRODUCCIÓN En el marco de la pasantía del ‚Servicio de Psicología de la Vejez‛, me vi durante el año 2007 transitando un camino hasta el momento desconocido para mí, enfrentándome a la experiencia de coordinar un grupo de reflexión de adultas mayores. Desde una mirada que puedo realizar hoy en perspectiva, son muchas las reflexiones, las hipótesis y preguntas que surgen a partir de esta práctica; una especie de ‚desorden‛ de nociones, ideas y conceptos que refleja la vertiginosidad de un proceso de aprendizaje contundente. Mediante la realización de este trabajo, lo que me propongo es la elaboración de una síntesis integradora de mis intereses a nivel académico, surgidos tanto a partir del contacto con la bibliografía recomendada como a nivel vivencial en el grupo de Continuaré desarrollando cada uno de los conceptos que considero claves en el presente trabajo, para luego hacerlos confluir en una reflexión que pretenderá ser crítica y constructiva. Finalmente, esbozaré un abreviado análisis de mi implicación, dado que lo considero fundamental en este tipo de elaboración teórica, que habla mucho de uno mismo a través de los intereses planteados. CONTEXTUALIZACIÓN Dentro del Servicio de Psicología de la Vejez, mi práctica se situó en el programa ‚Intervenciones con Grupos y Organizaciones de adultos mayores‛, sustentado por un convenio con la Intendencia Municipal de Montevideo. Las intervenciones que se realizan en este marco son variadas, respondiendo a la demanda que cada organización, institución o grupo realiza.

lo masculino en relación a cómo era vivido esto . quienes mantenían esta actividad desde hace unos 5 años aproximadamente. y la muerte.206. pp. Vol. de entre 3 y 6 integrantes. y casi todas participaban de la Comisión Directiva del Comité de Jubilados del Complejo. encontrando la alteridad en el espejo que el joven les devuelve. Ellas se definen por la diferencia. aludiendo siempre a lo femenino vs. A pesar de la experiencia con la que contaban en los grupos de reflexión ‚con los chicos de psicología‛27. las expectativas que tenían en relación al mismo se alejaban un poco de lo que nosotras como coordinación planteamos.Revista de Psicología GEPU. 2010. tuvimos un total de 18 encuentros semanales de una hora y media de duración. ya sea por la edad. escapándole por la tangente a la ansiedad. ya trabajamos y ahora disfrutamos la jubilación‛. Los temas abordados surgieron fundamentalmente en base a sus intereses. Se planteó por parte de la coordinación el objetivo de reflexionar críticamente a cerca de la vida cotidiana. o por el género. 1. situación que persistió a pesar de ser explicitada por parte de la coordinación. ‚los jóvenes no aceptan la experiencia que les podemos brindar‛. se suscitaban chistes. 27 hablar cosas que no se comentan comúnmente‛. No. lo más recurrente fue el tema de las diferencias intergeneracionales: ‚nosotros no nos arrimamos a los jóvenes y los jóvenes no se acercan a nosotros tampoco‛. decían tajantemente que ellas no pensaban en la muerte ni hablaban de eso. Ellas destacaban la importancia de ‚combatir el aislamiento‛. 01 . El nombre del grupo era el mismo que el que tenía el conjunto de cooperativas de viviendas al que pertenecían. Cuando surgía este último tema. 2. Los temas más resistidos fueron el futuro: ‚Ya hemos cumplido. aunque también lo consideran ‚un rato que tenemos para Expresión utilizada por las viejas para referirse a los coordinadores. Se dio por momentos durante el proceso cierta interferencia con lo anecdótico y referencias a cuestiones personales. “¿Qué futuro vamos a tener nosotras?”. Comenzando en mayo y finalizando en noviembre. La tarea que realicé dentro de esta pasantía fue la de co-coordinación de un grupo de reflexión de un variado número de adultas mayores. propiciando la desnaturalización y dando lugar a la problematización.

self. A partir de aquí es que nace en mí el interés por esta articulación de temáticas que hice confluir en una pregunta que implica pensar la identidad misma como constructo. entramado. Permanece sin embargo un reconocimiento de uno mismo. El contexto social y familiar. Se me ocurren además otros términos: alteridad. los tiempos pasado. anudados en un único tiempo subjetivo. no hay dudas: somos seres sociales. las modificaciones en sus variados entornos y sus repercusiones. Nos vamos modificando a lo largo de la vida debido a las distintas experiencias a las que nos enfrentamos. los roles que allí se desempeñan. que no es una sino varias. ya que pertenecemos a diferentes círculos sociales que se suceden y se superponen. IDENTIDAD: SER Y ESTAR Pensar la identidad resulta quizá demasiado abarcativo y abstracto. y nuestro sentido del sí mismo se va sintetizando a partir de los múltiples procesos identificatorios. De la importancia del otro en todo este proceso. y en nuestro desarrollo vamos integrando otros grupos. complejidad. llamados secundarios que hacen a nuestra identidad colectiva. Pienso este interjuego como constitutivo de lo que es la identidad. considero fundamental tener en cuenta los diferentes ámbitos por los que el sujeto circula. nacemos en el seno de un grupo reducido. esencia y circunstancia. singularidad. en una etapa ‚x‛ de nuestra vida. reconocimiento.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle antes y cómo lo viven ahora. Joaquín Rodríguez (2007). eterna dialéctica que construye y deconstruye constantemente hasta nuestro límite último: la muerte. primario. planteando su visión a cerca de conceptualizaciones lacanianas expresó que “lo único singular es . estructura y devenir. Todos ellos van moldeando nuestra identidad. Para pensar la identidad. presente y futuro. y no logran sin embargo proyectarse en un futuro por más cercano que éste sea. Necesitan del pasado para pensarse actualmente. una estabilidad que hace a nuestra autopercepción de lo que somos. sus atravesamientos. sin embargo creo que es posible sintetizarlo en pocas palabras: ser y estar. identificaciones.ISSN 2145 . devenir constante que refleja un estar siendo de una determinada manera en un tiempo y espacio en particular.

Por medio de la Teoría del Desarrollo Psicosocial. 2002). No. cómo está pegada una parte con la otra y ese.. que permite proyectarnos y seguir siendo. Piera Aulagnier (1977) plantea que la existencia de un proyecto Lunazzi H. 01 . “Lectura del psicodiagnóstico”.Revista de Psicología GEPU. 2. el otro cuenta con total regularidad como modelo. 14). Kernberg (1976) plantea una serie de pasos evolutivos en la organización de la identidad y en su integración: “se destaca la simultánea constitución del sí mismo como estructura resultante de la integración de múltiples autoimágenes y de las representaciones objetales”. Freud estudia el interjuego de “la problemática del sujeto en los procesos históricos y sociales” y “la problemática de los procesos histórico y 28 sociales en el psiquismo singular de cada persona” (Fernández & Protesoni.206. Erikson comenzó una conceptualización de lo que sería una identidad ‚normal‛ y lo que implicaría cierto grado de patología. Definió la identidad como la síntesis general de las funciones yoicas. como objeto. pág. destacando al mismo tiempo la importancia de comprenderse dentro de lo que es la identidad del grupo al que se pertenece. es ese rasgo típico que nos hace únicos (…) y es una partícula elemental de la identidad” (Pág. que le van dando forma a un sentido de ‚sí mismo‛ que nos brinda una ilusoria sensación de autenticidad. dando lugar a nuevas características personales. tanto desde el psicoanálisis y sus diversas ramificaciones como desde de la psicología social. Erikson (1968) en la elaboración de su teoría epigenética da cuenta del peso que tienen los componentes socioculturales en la constitución de un yo.147. Deja allí en claro que “en la vida anímica del individuo. Se refiere a cómo incorporamos los diferentes procesos identificatorios a nuestro yo. 2010. que será resuelto de manera positiva o negativa. en ‚Psicología de las masas y análisis del yo‛. También es necesario tener en cuenta el tiempo futuro. En este sentido. pp. distingue ocho etapas a lo largo de la vida. como auxiliar y como enemigo” (Freud. . Diversas líneas teóricas dan cuenta de la importancia que tiene la presencia del otro significativo en la edificación de la propia identidad. 1. Vol. 1921). En 1950. en las que se presenta un conflicto particular.28 En 1921.

TIEMPO Y CULTURA Castoriadis (1989) plantea que lo que instituye una sociedad. implica el posicionamiento de un sujeto activo que tiene dentro del proceso de construcción de su identidad la capacidad de re-invención y la oportunidad de crear lo inédito. no sé si está bien”. que invisibiliza lo diferente a la vez que ocultan los procesos. vimos desde la coordinación que las viejas constantemente utilizaban un anclaje en el pasado para hablar del hoy. escribieron: “…seguir viviendo y disfrutar lo más que pueda”. Advenir en la dimensión del futuro vehiculizado por el yo. exaltaciones y anulaciones. planteando una propuesta que tenía que ver con pensar en su futuro. 1991). Otro mecanismo que implica también cierta violencia simbólica.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle identificatorio es condición necesaria para instaurar un tiempo y espacio futuros. por lo que un día decidimos arriesgarnos a romper este mecanismo. desearon: “…que los nietos vayan llegando a lo que se van proponiendo”. En el grupo de reflexión. Me llamó particularmente la atención que estas señoras no pudieran pensarse más allá de hoy por hoy. comentaron: “…yo lo escribí pensando en hoy.ISSN 2145 . son los sutiles deslizamientos de sentido que conllevan la adhesión a identidades cristalizadas. El imaginario social tiene como mecanismos la insistente repetición de las narrativas. el deseo de ser. 29). Todo esto tiene que ver además con la tendencia a eliminar contradicciones. que arbitrariamente se instituyen a sí mismas. dando lugar a la naturalización y a una violenta normalización. Es creación incesante y esencialmente indeterminada (social-histórica y psíquica) (…) Lo que llamamos “realidad” y “racionalidad” son obras de esta creación‛ (Pág. Para que dicho proyecto identificatorio pueda tener lugar. En el presente trabajo mi intención es pensar cómo estos mecanismos constantes e . son las significaciones. implicando éste “la autoconstrucción continua del Yo por el Yo” (Aulagnier. lograda a partir de un juego de negaciones. falta ante la cual pueda surgir la promesa narcisística de llegar a ser el ideal. Como proyecto de vida. es necesario que entre el yo presente y el yo futuro exista una distancia. me pregunté dónde queda el deseo. en relación a lo que habla de un imaginario que ‚no es imagen de.

1. joven – viejo: . Los uruguayos nos volvimos serios y obedientes. nacieron en el marco mundial de la Segunda Guerra. por ejemplo. 2004). por ejemplo: la agresividad y la violencia física transformadas en competencia y fuerte individualismo (Barrán. la familia. Se alabó el orden. que hablan a través de ellas de la época en la que les tocó vivir en nuestro país. Las viejas con las que trabajamos en el grupo de reflexión. no es azarosa. la negación de la muerte en cierta medida. Como contracara. 2010. junto al innegable peso de la Iglesia Católica y sus mandatos morales. Barrán (2004) en ‚Historia de la sensibilidad en el Uruguay‛. invisibles han tomado cuerpo y han moldeado los cuerpos a través de dos construcciones: el género femenino y el envejecimiento. En su día a día registran novedades que agradecen y otras que reprueban. el trabajo. No. La producción y la reproducción funcional y utilitaria. 2.y encauzaba otras a favor del progreso económico. Esta última. una nueva clase obrera de una ‚burguesía uruguaya‛. Esta mutación que se venía gestando en el hacer. se muestran a veces desconcertadas ante los enormes cambios del siglo XXI. 01 . con un nuevo modelo socioeconómico que nos había convertido en un país ‚moderno‛. este disciplinamiento implicó la reprobación del ocio. la sexualidad reprimida y ocultada por la discreción y el silencio. década en la que se distinguía ya con claridad en nuestro país. que nos llevó a ingresar al mundo capitalista. No hay construcción posible de ningún modelo cultural sin inhibir las pulsiones (…) Este modelo civilizado reprimía severamente algunas –la sexual. Estas señoras que crecieron con valores rígidos y una educación severa. pp. tuvo que ver entre otras cosas. realiza un recorrido entre lo que él define como ‚cultura bárbara‛ y la ‚sensibilidad civilizada‛ que comienza a instalarse a principios del siglo XX. la intimidad. Vol. construyeron un verdadero ORDEN social. que se han producido por supuesto a nivel global: ‚A veces te cuesta adaptarte a nuevas formas de funcionar‛.206. entre 1930 y 1940. pensar y sentir. el ahorro. En el grupo de reflexión pude ver traslucirse una serie de cuestiones no registradas por las viejas mismas. la salud de la mano de la higiene.Revista de Psicología GEPU. sobre todo en los vínculos humanos: hombre – mujer.

aprendimos a negar una realidad evidente que obturó toda posibilidad de elaboración. era tejer e ir a la iglesia… era como una vida vegetal” “… ha cambiado mucho todo. no es extraño que no comprendan el comportamiento de las jóvenes de hoy.ISSN 2145 . imponen. demandan. Es importante además considerar dentro de los procesos históricos que atravesaron la vida de estas señoras. me acuerdo de mi madre que vivía para su casa y sus hijos. el peso que pudieron haber tenido los períodos dictatoriales. . principalmente” “… ahora la persona de la tercera edad tiene menos dificultad. fíjate que antes la mujer no trabajaba. Destaco el hecho de haber vivido el Terrorismo de Estado sobre otros acontecimientos históricos. espejan. y el otro más acá en la historia. Pensando en las viejas y en la construcción de su subjetividad. dado que como sociedad entera aprendimos a vivir con secretos a voces. que comenzó a gestarse a fines de los ´60. ni mi abuela ni mi madre trabajaron. formada. asumen. después que se hacía las cosas de ella. pero yo tuve que salir a trabajar y fueron mis padres que cuidaron a mi hija. ahora nos animamos más” Respecto a cómo se relacionan hoy los jóvenes: “… ya nosotros a eso no nos vamos a adaptar” “No precisamos adaptarnos porque ya tenemos la vida hecha. confrontan. culminando en los ´80. pero se ve que no son tan sanos como éramos nosotros antes…” Teniendo en cuenta las herencias ya mencionadas a cerca de cómo se esperaba que una joven se comportara. rechazan. Uno ocurrido un par de años antes del `40. ahora tenemos más apoyo. se avanzó en los derechos de la mujer. la violencia instituida pudo ser más fuerte que cualquier rebeldía que comenzaba a manifestarse. teniendo repercusiones y secuelas hasta el día de hoy. y es otra forma de ser” “En muchas cosas se avanzó. la restricción de libertades pudo haber acentuado miedos que habían empezado a desafiarse.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle “…mi abuela. A partir de aquí vemos varios elementos interesantes que surgen del entretejido entre las diferentes generaciones que transmiten.

cargadas de significado que rebasa infinitamente su fisonomía y su componente biológico.Revista de Psicología GEPU. comentó inocentemente una de las viejas en el grupo de reflexión. dulce. Ha sido todo un desafío a lo largo de los siglos. ganando territorio principalmente en culturas occidentales. ‚femenina‛ (Barrán. claro está. “Al otro lado del camino” 29 y paternalista ante el cual se revelaba sin reflejar las mismas cuestiones que decían rechazarse. una fuerza surgida en Europa en la segunda mitad del XIX. ya que en nuestro país se logró en 1932 la aprobación del voto femenino. niña. la política. fueron mujeres tan activas y laburadoras como cualquier hombre. “las identificaciones alienantes se hunden en la . histérica y tonta. en innumerables oportunidades han excluido a la mujer de diferentes ámbitos y derechos: el trabajo. Se le llama ‚género femenino‛. adorno. De todas formas. que luego se expandió ampliamente. pasiva. y algunos índices de smog. la voz y el voto. 01 . Se trasluce un modelo de feminidad construido sobre la base de características contrapuestas a lo que sería la ‚masculinidad‛. su propio cuerpo. La mujer atrapada por el sistema de la familia burguesa asumió el rol que le habían asignado los hombres que la dominaban. 2004). No. la ira. 2. la libre expresión. 1. delicada.206. conciencia que entre otras cosas ha transformado a la hembra de dicha especie en ‚mujer‛. Un movimiento trascendental que le hizo frente a esta situación. tierna. en una palabra. la educación. refiriéndose a dos personajes de su infancia que recordaba con cariño. formaron parte de una fuerza de trabajo que reducía distancias entre los géneros. “vivir atormentados de sentido es la parte más pesada”29. Se quiso bella y ociosa. pp. haber tenido que soportar semejante invención. “Margarita era joven. Vol. Eso trajo algunos vientos de cambio. sentido. desde los más populares hasta los más científicos. y Pancho era un gaucho bruto”. Todo tipo de discursos. dulce. Las viejas integrantes del grupo de reflexión. 2010. razón. así como del placer sobre todo sexual. ya que no fue sencillo desprenderse del esquema machista Fragmento de la canción de Páez. SER MUJER Para la especie humana. se vio débil. Gozaron además de la disolución de otra distancia impuesta del mundo masculino. delicada. fue el feminismo.

6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle línea de lo transgeneracional y llegan al psiquismo (…) como impactos bajo la lógica de los signos de percepción” (Gomel.ISSN 2145 . La generación precedente había dejado una herencia nada fácil de amalgamar con las nuevas modalidades de ser mujer que estaban experimentando.‚La maternidad es lo más lindo‛ . habiendo entonces pocas alternativas diferentes. Habían aprendido de sus madres y abuelas que el rol de la mujer se remitía al hogar. tenían ocho o diez hijos… ¡lo que es la vida!‛. muchas veces difíciles de asimilar para las viejas. unida por lazos afectivos. considerada pilar elemental de la sociedad se había instalado en el imaginario de la mano de la industrialización. resultando tan funcional y efectivo que rápidamente se naturalizó y hasta el día de hoy vemos múltiples efectos de su vigencia.‚No sólo la maternidad. La familia nuclear. . legitimó la sexualidad por su fin reproductivo. los hijos. Freud señala cómo recae sobre la mujer tanto la degradación como la sobreestimación produciéndose dos significantes contrapuestos: madreprostituta (Sánchez. con la cual el hombre no contaba. las generaciones posteriores mostraron formas aún más novedosas de vivir el género femenino. Así mismo. Yo me acuerdo que las madres estaban para eso. podés ser respetada como mujer igual‛ Se hace evidente mediante estas palabras el atravesamiento de lo instituido y sus correlativos emblemas identificatorios que se van inscribiendo en nosotros con una sutileza tal que nos hace sentirlo natural y propio. haciendo a un lado la posibilidad y el derecho de la mujer al placer. La constitución biológica de la mujer. s. como ideal. “Antes era así. se aguantaba”. Enmarcado esto en la institución matrimonial. permitió naturalizar el hecho de la maternidad.). ‚En el tiempo de nuestras madres no se trabajaba. Al respecto. la familia. 2004). Estos emblemas pertenecen a discursos de orden y constituyen una fuerte dimensión de poder. dos ficciones. respecto al ‚Ser mujer‛: . restricción por cierto. sigue a continuación un fragmento de un diálogo producido en uno de los encuentros del grupo.f.‚Es lo más bonito que puede haber‛ .

desde un modelo tradicional. 2. en ellos estarían puestas las expectativas. vinculado a prejuicios homogenizantes30 asociados a la pasividad y la dependencia31. o mejor dicho esta madre-mujer. pero fueron generaciones posteriores. pp. y Henry W. como el dedicarse por entero a los hijos.Revista de Psicología GEPU. Por el Butler denominó “viejismo” a la serie de prejuicios que se vinculan a los viejos por el sólo hecho de ser viejos. porque si nos encerramos vivimos la misma vida de antes. ”…ahora: no hay que quedarse. los proyectos. mostrándonos como destino la maternidad. 1.de lo que estos cambios implicaron: “Hoy la vida es distinta. el género femenino ha vivido acusaciones y condenas de todo tipo. se nos ha comparado con los hombres y se nos ha visto ‚incompletas‛. 2010. hijos y nietos que lograron apropiarse -en parte. y ya no aguanta ni la mitad” “Ahora la mujer se está dando el valor que se merece” ESTAR VIEJO De los libros aprendí que coexisten actualmente dos paradigmas acerca de la vejez. Esta mujer-madre. 30 En 1961. Ser mujer.206. No. la vejez es una producción de sentido más. Desde el ‚parirás con dolor” en adelante. dejar que esa madre gane terreno sobre la mujer. A estas viejas les tocó transitar un período en el que pudieron habitar nuevos espacios y roles impensados por sus madres y abuelas. las viejas me enseñaron que no se trata sólo de formas posibles de pensar dicha construcción social. se nos ha llamado “brujas”. tendría sentido de ser por sus hijos. Cummings E. su propia identidad. 01 . yo admiro eso” “Ahora la mujer se independizó y trabaja. publicaron “the disengagement theory” que postulaba el desapego y la disminución del interés por las personas. ni más ni menos. de involución. en el grupo de reflexión. sino que implican también lineamientos que trazan modalidades de cómo puede ser vivida esta etapa. E. y ser ‚una buena madre‛ se entendía y se entiende aún algunas veces. Vol. el hombre tiene que ayudar en la casa tanto como la mujer” “Antes ¡mirá si un varón iba a cambiar una criatura! Y ahora. implicaba ser madre en algún momento. se nos ha empujado a la construcción de una identidad unívoca. se la puede pensar como una etapa deficitaria.” Como sabemos. las actividades y 31 . el futuro.

6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle contrario. ese modo de recordar la historia propia con una afectividad que no impide disfrutar del presente y proyectarse a un tiempo futuro. se incrementa la inquietud por el mundo interno. Dentro de ‚las ocho edades del hombre‛ que distingue Erikson. se percibe el crecimiento de los hijos. sino que también es selectiva. En la vejez el conflicto que se establece según Erikson. el mundo en general como un proceso universal. “… la memoria no sólo contribuye a un sentido de continuidad. implica la reminiscencia. Dentro de la cadena generacional. alcanza la nueva posición (Petriz. En la también llamada ‚mediana edad‛. Salvarezza (1988) habla de tres características fundamentales: el incremento de la interioridad. destacando la importancia de mantenerse activo (Madox.f. a las capacidades de acomodación a distintas etapas vitales y a los recursos internos de cada persona. se presenta ya no tan lejana. . una sola certeza: nuestra finitud. concientizando a la persona de los efectos del paso del tiempo en los que él mismo está implicado. conteniendo en sí.ISSN 2145 . edípica y proyecto identificatorio). con carencias y potencialidades. se producen en el individuo algunas modificaciones que serán muy útiles tener en cuenta a la hora de pensar el tránsito a su propia vejez. es entre la integridad del yo y ‚la desesperación‛. la cual será resuelta de acuerdo a cómo se ha vivido hasta el momento. un nuevo modelo de desarrollo piensa la vejez como otra etapa más en la vida. s. que conmocionan las estructuras constitutivas (narcisística.). 1973). como todas las demás. es tiempo de revisiones. transformaciones de su subjetividad que. A partir de aquí es que se incrementa ‚la interioridad‛. el envejecimiento de los padres y su muerte tal vez. el cambio en la percepción del tiempo y la personalización de la muerte. se encuentran finalizando la escala la adultez. inevitable e intrínseco del envejecer. La muerte . La vejez es el proceso de elaboración y resignificación de la historia de investiduras. donde se presenta un conflicto entre la generatividad (productividad. cuando se resuelve. y de acuerdo a su resolución será el pasaje a la última etapa: la vejez. Se arriba a la integridad cuando aquel incremento de interioridad en la mediana edad se ha producido en términos positivos.incertidumbre. creatividad) y el estancamiento.

Por el contrario. 2. Vol. las caricias ya son sexualidad‛ Desde el prejuicio se pregunta qué le queda por vivir a un viejo. Yo no me había dado cuenta de los años que tengo” – “… todos tenemos una relación diferente con nuestra salud y nuestro envejecer” Desde el prejuicio se dice que los viejos son pasivos. 1988). Boero dice que a nuestra edad. las viejas hablan de: ‚Lo más importante en el adulto mayor. las viejas piensan: “…dolencias tenemos todos. Se generaliza a los viejos. ataca al narcisismo al sentir que el tiempo es insuficiente para alcanzar un yo ideal demasiado lejano. desde el prejuicio se especula que un viejo no tiene nada más para dar.206. pp. Empezando por el desventurado comentario de que el Uruguay ‚es un país de viejos‛.Revista de Psicología GEPU. las viejas confiesan: ‚Al principio decís qué suerte que voy a estar en casa y después ¿y ahora qué hago?‛ – ‚Es tiempo de disfrutar. . la llamada ‚desesperación‛ es el correlato del estancamiento en la mediana edad. la nostalgia de lo que fue o de o que pudo haber sido. 1. no…”” En una sociedad capturada por un inmenso sistema de producción masiva y consumo desmedido.” Desde el prejuicio se piensa a los viejos como enfermos. la sexualidad. dicen: “… nosotras no nos vemos que estamos envejeciendo. 01 . las viejas en el grupo de reflexión. sin embargo. homologando todas las diferencias que pueden existir en el proceso de envejecimiento. con el propósito de conservar un sentido de significación personal” (Salvarezza. que por supuesto depende de factores personales pero también tienen un peso importante algunos prejuicios sociales que circulan y que se relacionan con el paradigma más antiguo acerca de la vejez. las viejas dicen: “Antes se envejecía más joven” “Porque no tenían actividad.” Desde el prejuicio se habla de una nosexualidad de los viejos. son varios los prejuicios a cerca de la vejez con los que convivimos día a día en nuestro país. las viejas responden: “… de grande conocí muchas cosas. Ahora uno igual sale a bailar. que se dedican a hacer unas pocas actividades tranquilas. 2010. no vas a pensar “soy vieja. lo que tenemos que tratar es de vivir de acuerdo a las posibilidades que tenemos. Esto sucede cuando no se pudo lograr la integridad. No.

se encuentran además de diversos prejuicios. los mandatos sociales se personifican en cada mujer. (1969) REFLEXIONES FINALES la A partir de entender a la identidad singular como constructo múltiple y complejo. la dependencia. Ser alguna cosa. el cual irá guiado el propio proyecto vital hacia el desenlace deseado” (Zarebski. “Basta que un ser pueda leer su huella para que pueda inscribirse en otro lugar de aquel de donde ha sido tomada” . la no elaboración de sucesos traumáticos. el sentido cultural del ser mujer traza líneas de conducta particulares. 21).Lacan.se pondrán en juego en su propio proceso de envejecimiento. Como no todo en la identidad es estático y los sujetos tienen una participación activa en . que permiten distintas maneras de cómo encarnar esa condición imperecedera de ser mujer. Entre los riesgos psíquicos. vinculado al paradigma que postula la vejez como involución.. remite a la parte más estructural de la identidad.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle después de tantos años levantándote a la misma hora para ir a trabajar‛ Lo preocupante de cómo vamos absorbiendo y naturalizando estos prejuicios además de que invisibilizan las múltiples realidades que los viejos muestran. mecanismos de desmentida. se anticipan imágenes de la posible vejez propia. Mediante un trabajo anticipatorio entonces. se plantea que es posible distinguir factores de riesgo en las personas que -guardando relación con algunos de los prejuicios mencionados. es que estamos dificultando nuestro propio proceso de envejecimiento. que producirán efectos formativos en el presente joven” (Pág. A lo largo de la vida. porque tal como plantea Zarebski (2007). Esto implicaría “.. J. “desde la mediana edad.un trabajo psíquico de elaboración anticipada que generará un proyecto de vejez. y construcción de una identidad unívoca. las épocas que se suceden van abriendo abanicos de posibilidades.ISSN 2145 . 2007). ser de alguna manera. comencé preguntándome a cerca del peso que tenía la subjetiva condición de ‚ser mujer‛.

Vol. Mi interrogante inicial fue cómo se conjugan estas premisas de nuestra sociedad respecto a la identidad como constructo. en la temporalidad. otra equiparación riesgosa: ‚Vivir independientes de los hijos y los nietos. la idea de que la mujer luego de haber tenido hijos ‚ya cumplió su ciclo‛. En el siglo XXI. esta relación se invierte cuando la mujer envejece. No. Como planteé anteriormente. así como los viejos luego de haber llegado a determinada edad. 2. 2010. sino que se adquiere con el paso de los años. por ejemplo. pensé en los procesos. sin embargo nos definimos por estos parámetros entre otros: nuestro género y nuestra extensión en el tiempo. 1. la panacea de ser madre se traduce en la vejez en ser abuela. la i-lógica de la imagen ensalza a la mujer que sigue el juego que la postmodernidad propone. 2000). así como también ciertos estigmas del ser viejo. y pensé en el estar viejo como una condición que no es intrínseca. Berriel & Pérez (2000) en ‚Envejecimiento. Cuerpo y Subjetividad‛. como altamente exigente”. y su investigación muestra “una tendencia a comportarse de acuerdo a estas exigencias. . la construcción de su propia identidad. antes que de acuerdo a necesidades y deseos propios” (Berriel & Pérez. En el desarrollo de este trabajo recorrí algunos mandatos culturales acerca del ser mujer. La imagen cambia y el peso de la mirada del otro es implacable. No se elige ni ser mujer ni ser viejo. Es absolutamente contraproducente en este sentido. concluyen que “Los adultos mayores montevideanos perciben al medio social y principalmente al familiar. Además. una condición a la cual se adviene. es muy difícil. tiene que ver con un yo ideal que no da lugar a una auténtica realización personal. se aleja del estereotipo deseado. Pensé entonces en otro verbo: ‚estar‛. Zarebski (2007) considera un factor de riesgo psíquico el construir en un sentido unívoco la identidad. 01 . en los cambios y las modificaciones que se dan dentro de lo que se podría haber pensado como linealidad. dado que a los ojos de nuestra cultura occidental antiage.Revista de Psicología GEPU. Es el pasaje a la primacía del ideal del yo lo que simboliza la falta que impulsa al sujeto al futuro. Permanecen sin embargo ciertas características que tradicionalmente se le han otorgado a la mujer. muchas veces nos absorbe‛. la vieja también se asocia a la pasividad. pp.206.

M. M.. siempre que se cuente con fuertes recursos internos: seguir un camino alternativo.. (2006). De la misma manera. o al menos ciertos desvíos que permitan mayores grados de crítica y autonomía..los han conducido a tres destinos posibles: uno de ellos es hacerse cargo de los sentidos y sinsentidos circundantes. Tomo 2: ‚El Disciplinamiento‛. a identidades cristalizadas. que somos sujetos activos en la edificación de nuestra propia identidad. R. Montevideo: Facultad de Psicología. como pueden ser la generación de nuevos prejuicios. F. Buenos Aires: Amorrortu.. en algún punto se conectan. o la defensa tan impetuosa de la mujer contra algunas violencias. Lladó. Historia de la sensibilidad en el Uruguay. Plan de desarrollo académico del Servicio de Psicología de la Vejez. o la paralizante victimización. y se logró un intercambio interesante. Así. P. un conjugar cimientos y novedades. puede apreciarse cómo los planteamientos de dos extremos: machismo y feminismo. Un tercer destino intermedio es posible. se trabajó en este sentido. adhiriendo como ya mencioné. (1991). un devenir con ciertos anclajes. L. Considero que desde el dispositivo de grupo de reflexión. Barrán. Berriel. .. una continuidad con algunas rupturas. Montevideo: Tradinco. REFERENCIAS Amaral. Como mujer y ser humano que no escapa el proceso del envejecer. (2004). Carbajal. P. parcializa e invisibiliza otras violencias. R. Me inclino a pensar la identidad como un ‚estar siendo‛. La violencia de la interpretación. que el mismo movimiento provoque un efecto indeseado. me gustaría dejar planteada la idea de que toda producción social nos atraviesa. pero nada es determinante.ISSN 2145 . Aulagnier. período 2007 – 2008. en los que muchas veces se terminan por depositar los prejuicios. Leopold. el viejo visto como ‚viejito‛ contribuye a acentuar estigmas sociales y a su vez abre un bache bastante grande entre las generaciones jóvenes. El otro extremo posible.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Tanto las mujeres como los viejos cuentan con una historia de prejuicios y estigmas sociales que –considero. es el revelarse de tal forma contra los mandatos establecidos y los constructos aprendidos. J. & Pérez.

S. Reflexiones de la Práctica Psicológica en el campo de la vejez. Berriel. ------------------------. 2010. Erikson. E. Buenos. No. Narcisismo y Vejez. Revista Iberoamericana de Psicomotricidad y Técnicas Corporales. Gomel. Fernández. Domínguez. Facultad de Psicología. Las mujeres en la imaginación colectiva. Una historia de discriminación y resistencias. (2000). 1. Lladó. Buenos Aires: Amorrortu. pp. Fernández A.) (1992). Bertolo (1989). R. Revista Electrónica “Tiempo”. Montevideo: Multiplicidades.Revista de Psicología GEPU. A. Buenos Aires: Paidós. Vol. J. Montevideo: Nordan – Comunidad del Sur . Freud. Pactos y contratos entre hombres y mujeres.f. 8. S.. R. Colombo. F. & Pérez. Buenos Aires: Paidós. Paredes. juventud y crisis. R. Iacub. Ansart.). (comp. (1995). Aires: Paidós. L. M. (1974). Sedimentos y transformaciones en la construcción psicosocial de la vejez.).. 23. Estudio con adolescentes. & Pérez. Reproducción biológica y social de la población uruguaya. Obras Completas. Lourau. 2.. (Comisión Sectorial de Investigación Científica). Por los viejos tiempos. F. Tomo I Estudio Cualitativo. Pessin.) (2002).206. Buenos Aires. (2006). Cuerpo y Subjetividad. (comp.Edinor. & Protesoni A. Envejecimiento. E. Montevideo: Facultad de Psicología. Berriel. Revista Electrónica “Tiempo”. Imagen del cuerpo y producción de sentidos. Fernández R. Familia y vejez: la abuelidad. (2001). Psicología de las masas y análisis del yo. M. Tomo 18. M. 01 . (s. Segundas Jornadas de Psicología Universitaria. & Pérez. Transmisión generacional. El imaginario social. Castoriadis. U.. M. Imagen. Identidad. . (1994). Montevideo: Tradinco. Berriel. La mujer de la ilusión.(2006).. (comp. adultos y adultos mayores de la ciudad de Montevideo. UdelaR. Montevideo: Trilce. familia y subjetividad. R. 8. jóvenes. Psicología social: subjetividad y procesos sociales. (2001). F. (1921).

(2004). (1988). teoría y clínica. Buenos Aires: Paidós.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Kaës. L.ISSN 2145 .). I Congreso Uruguayo de Psicogerontología. Rodríguez. Psicogeriatría. (2004). Revista Electrónica “Tiempo”.1 de del 19/03/2007. Montevideo: Narciso Psicolibros. L. Clínica móvil: el socioanálisis y la red.f. El envejecimiento femenino. G. Teórico desgrabado nro. Rodríguez. R. Montevideo: Psicolibros. Petriz. M. Seminario Temas de Psicogerontología II. En: Envejecimiento. Memoria Colectiva y Construcción de Futuro. Memorias del II Congreso Iberoamericano de Psicogerontología. Sánchez. Zarebski. J. Introducción a las Técnicas Psicoterapéuticas. Buenos Aires: Amorrortu. (1996). (2007). Transformaciones psíquicas en el proceso de envejecer. J. . (2007). Transmisión de la vida psíquica entre generaciones. Salvarezza. La Psicogerontología hoy. G. 15. (s.

pp. 01 .206. Vol. No. 2. 2010.Revista de Psicología GEPU. Nombre de la Obra: LIPSTICK Artista: JENNIFER MANRIQUE Año: 2010 . 1.

6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle .ISSN 2145 .

Psicoanálisis. en el programa de psicología desde el año 2002. Resumen: El siguiente artículo es una revisión crítica de la visión mecanicista que algunos intérpretes del psicoanálisis le han adjudicado a la teorización desarrollada por Sigmund Freud. Palabras Claves: Sigmund Freud. No. a32 El Aparato Psíquico Freudiano: ¿Una Maquina Mental? Marco Alexis Salcedo Serna32 Universidad del Valle Universidad San Buenaventura Cali Recibido: 25 de Mayo de 2009 Aprobado: 28 de Octubre de 2009 Referencia Recomendada: Salcedo. sedes Meléndez. 01 . 2.206. Mecanicismo. en los que no cabe la responsabilidad con la praxis humana. Master en Filosofía. Vol. (2010). Docente en la Universidad San Buenaventura Cali. Docente contratista en la Universidad del Valle. 1 (2). M.Revista de Psicología GEPU. El aparato psíquico freudiano: ¿una maquina mental?. Psicólogo.com 32 32 . Lo que se pretende hacer en este texto es evaluar el supuesto de que en la teoría de Freud formulada antes de “ La Interpretación de los Sueños” hubo un fuerte predominio de las tesis materialistas. pertenece a la Red Nacional de Investigadores en Psicología Social Crítica y al grupo de Estéticas Urbanas y Socialidades de la Universidad San Buenaventura Cali. Fisiologismo. 2010. que marcaron indeleblemente su perspectiva futura sobre el psiquismo humano. de un modo u otro. y regionales. Licenciado en Filosofía. de las metáforas fisiologistas y de principios físicos. Investigador inscrito en Colciencias. pp. Aparato psíquico. 1. una máquina mental en la que las manifestaciones conductuales de un individuo son primordialmente productos de procesos fisiológicos. 89 127. Correo electrónico: marcoalexissal@hotmail. Revista de Psicología GEPU.

los neopsicoanalistas. 1994). Es decir. es incompatible con el método de la teoría clínica que explica la acción en términos de la inteligibilidad teleológica de los propios deseos. o cuando menos. Traducir lo mental a un lenguaje neurológico.. En los documentos metapsicológicos de 1915. Esquema freudiano contra el cual. metas y razones del agente. que Freud estructuró la dinámica de funcionamiento del aparato psíquico guiado por las pautas que brindaban los planteamientos helmholtzianos. 1981).. a aceptar el esquema mecanicista. y que fue el que recorrió en los últimos años del siglo XIX.. (cuyos) elementos mecanicistas y deterministas cobraron gran ascendencia en su pensamiento‛ (Wallwork.. 1994). sistema energético termodinámico. no cabe sino reaccionar: ‚. ejemplificado por el Proyecto de una psicología para neurólogos.ISSN 2145 ... Su formulación de un ‚aparato‛ psíquico. aunque otros intérpretes del texto freudiano... o por lo menos algunos de ellos. señalan que el lenguaje mecanicista y/o neurológico tan sólo fue dominante en una época bien determinada de su vida. lo que se arguye es que para Freud la mente operaba de acuerdo con los principios derivados del materialismo reduccionista que enseñaban algunos de sus maestros de medicina.. haciendo por consiguiente de la psique un . al cual nombran ‚el período neurofisiológico temprano de Freud. fue la tarea que emprendió Freud. la aceptación de este supuesto ha sido utilizada.. como fundamento para sostener que la metapsicología se constituye en una Dicho en otros términos. es lo que se asevera. es prueba inequívoca de su visión mecanicista de la vida anímica: . como tal. no estamos dispuestos. una vez más Freud trabaja con una teoría metapsicológica de la mente íntegramente mecanicista (Wallwork. muchos intérpretes de la teoría freudiana han asegurado que los mecanismos psicológicos enunciados por Sigmund Freud muestran un modo de funcionamiento similar al de una máquina. concluyen. según afirman.La metateoría de la pulsión aparece como mecanicista en su modo de explicación causal y. Ahora bien.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle INTRODUCCIÓN Con frecuencia. que constituye sin duda el supuesto general dentro del cual se mueve el pensamiento freudiano‛ (Fromm. sin embargo. menos tajantes en sus formulaciones. a un lenguaje similar al que se origina en la descripción de los mecanismos que expone la física.

iguales en dignidad a las fuerzas físico químicas inherentes a la .206. representaciones del ser humano que hacían de sus manifestaciones conductuales meros productos de procesos fisiológicos.Revista de Psicología GEPU. tras haber concedido una enorme importancia a principios físico-químicos. ni en sus más tempranas elaboraciones teóricas. en Viena se conformó un grupo científico conocido con el nombre de ‚La Escuela de Medicina de Helmholtz‛. el cuestionamiento que se hace a la caracterización del aparato psíquico freudiano como una máquina mental es para indicar que Freud nunca aceptó. dominados por la euforia de los planteamientos de las ciencias naturales. En este sentido. Hemann Helmholtz (1821-1894) y Carl Ludwig (1816-1895).Reymond (1818-1896). en este caso. mediante el método físico matemático. Los integrantes de esta escuela. desde los presupuestos doctrinarios de las teorías psicológicas más aceptadas. 2010. Lo que se pretende hacer en este texto es evaluar el supuesto que indica que en el período teórico antecedente a la ‚Interpretación de los Sueños‛ Freud representó los procesos psíquicos como plenamente reducibles a causas físicas. tesis materialistas y metáforas fisiologistas. 01 . No. LA FORMACIÓN PROFESIONAL ACADÉMICA Y Poco después del año de 1840. En aquello casos que. 1. Vol. que se suma a los constantes y comunes ejercicios hermenéuticos que se hacen desde hace décadas a la obra de Freud. Este escrito. se debe tratar de hallar la forma o vía específica de la acción de estas últimas. prolongación menguada del esquema producido en los primeros momentos. que ejercieron una fuerte influencia sobre el pensamiento de los filósofos y profesores de medicina alemanes del siglo pasado. pp. 2. aborda la problemática señalada desde la inquietud por la responsabilidad moral que se le puede atribuir a los seres humanos en sus acciones. en los que no hay responsabilidad en su praxis. El grupo estaba compuesto básicamente por cuatro personas: Emil Du Bois. desde los principios teóricos del psicoanálisis. no pueden ser explicados por estas fuerzas. por el momento. o bien suponer la existencia de nuevas fuerzas. Ernst Brücke (1819-1892). suscribieron entre sí el compromiso de hacer triunfar en todas partes lo que Du BoisReymond llamó la verdad: Brücke y yo hemos hecho el solemne juramento de dar vigor a esta verdad: ´no existen en el organismo otras fuerzas activas que las fuerzas químicas y físicas corrientes.

El trabajo de investigación que Brücke puso ante Freud explícitamente atendía al problema de aclarar la naturaleza histológica de ciertas células grandes descubiertas por Reyssner y su vinculación con el sistema espinal. 1996). cuyas . A mediados de 1881 obtiene su diploma y continúa trabajando en el instituto. etc. el embajador del grupo en Viena. De investigaciones como estas se extraían argumentos para la candente discusión filosófica y religiosa de sí existía cierta continuidad evolutiva entre la psique de los animales superiores y la de los inferiores. ‚sin hacer planes o esperando quizá secretamente ocupar un día la cátedra de fisiología‛ (Robert. popularizó allí la nueva orientación doctrinaria y metodológica. patología. sobre el que Freud estaba realizando su indagación científica. las posiciones del grupo hacían de cualquier organismo un sistema físico. El primer proyecto de investigación que emprende pertenecía al terreno de la interesante y crucial cuestión de sí el sistema nervioso de los animales superiores se compone de elementos diferentes al de los animales inferiores. Brücke. a la edad de 20 años. abandoné el laboratorio de fisiología y entré como alumno en el Hospital General‛ (Robert. El cambio se produce en 1882 cuando Brücke. 1996). durante su época de estudiante de medicina. lo exhorta a abandonar el camino de los estudios teóricos: ‚seguí su consejo. ingresa a este instituto de fisiología. es decir. En efecto. de constancia de su potencial energético.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle materia y reducibles a la fuerza de atracción y repulsión (Jones. cirugía. La influencia de este reconocido hombre de ciencia sobre la personalidad de Freud fue sin duda grande: Freud lo nombraba como el ‚gran Meyner. sí logró un importante descubrimiento en lo que refiere al petromyson. Los ulteriores proyectos que emprende en el instituto de Brücke siguen el carácter general de este trabajo inicial. obligado a preservar a toda costa el estado de equilibrio. eran desarrolladas en consonancia con otros estudios en medicina. va a realizar sus primeras investigaciones. que ocupaban de acuerdo con Jones (1985) poca parte de su tiempo. género de pez perteneciente a los ciclomátidos primitivos. En esta oportunidad. En el otoño de 1876. Es en su laboratorio donde Freud. Luego de una temporada en el servicio de medicina general.ISSN 2145 . Estas investigaciones descritas. entra al servicio psiquiátrico de Meynert. observando la paupérrima situación económica de su alumno. 1985).

reflejada ampliamente en las disquisiciones que sobre la psique humana formuló. En este sentido. es una de las conclusiones que sustrae Ernest Jones (1985) de la biografía de Freud. El niño de pecho que tiene hambre sólo busca el seno después de una primera experiencia de satisfacción: entonces se establece el vínculo entre la sensación interna dolorosa y el recuerdo de la satisfacción y de las impresiones a ella ligadas. que implementaba el desarrollo de la motricidad voluntaria sobre la base de las imágenes motrices depositadas en aquella y de los lazos asociativos con las sensaciones conexas. A ello se le aúna el hecho de que. No. 2010.Revista de Psicología GEPU. Con Meynert. por ejemplo difundió un enfático rechazo a la noción de instinto. a través de esta reseña biográfica de las investigaciones iníciales en la vida de Freud. 2. que eran realmente la única aplicación que se podía hacer en medicina del producto. fueron los más entusiastas promulgadores de la ‚mitología cerebral‛ de su maestro común Griesinger. desarrolló además tesis de marcado reconocimiento en los países de lengua alemana. 01 . huellas sigo respetuosamente‛ (Robert. Aquí ya están expuestas. en particular a la problemática de encontrar nuevos medios con qué enfrentar numerosas enfermedades nerviosas que la medicina había fracasado en curar. que junto con Wernicke. Esa preocupación por la eficacia terapéutica lo llevó a experimentar con la cocaína. representaba la corteza cerebral libre de todo dato genético. Meynert. Así. 1. las bases primordiales del argumento que sustenta la idea que en él primaba una estructura conceptual de tipo materialista. ya que sólo se interesó por estudiar los efectos analgésicos de esa sustancia. pp. el principio que de acuerdo con las tesis de Helmholtz se constituye en el primer fundamento regulador asumido por el sistema nervioso. Su investigación al respecto fracasó. 1996). y que luego Freud va a emplear en sus formulaciones. El principio de constancia.206. entonces. se dedica seriamente a la neurología. en alguna medida fue promovido por el influjo que ejercieron Brücke y Meynert.. 1988). querer es en última instancia recordar (Bercherie. finalizado el período . Vol. ‚Se puede demostrar que los principios sobre los cuales edificó sus teorías las adquirió en su época de estudiante de medicina y bajo la influencia de Brücke‛. el acto voluntario no es más que la movilización mnémica del acto reflejo subcortical. dejando de lado las propiedades anestésicas. dicha conclusión no es incorrecta. En cierto sentido.. En suma.

un médico. 1985). Esto sucedía en una época en que hombres de mayor autoridad que yo.ISSN 2145 . durante su vida profesó un ávido interés por todas las buenas obras literarias que en la historia de la humanidad se ha escrito. Darwin.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle de trabajo con Meynert. Así. ya no tenía nada que agregar. tomados directamente de los principales pensadores de la historia de la filosofía. en donde tuvo la oportunidad de definirse como un ‚neuropatólogo‛. Fechner y ¿Por qué no afirmar entonces que Freud era. además de encontrar un entrenamiento en las lenguas antiguas. Era capaz de determinar el punto de localización de una lesión en el bulbo raquídeo en forma tan exacta que el anatomopatólogo. en Viena. diagnosticaban habitualmente una neurastenia como tumor del cerebro (Jones. citaba con enorme facilidad a los antiguos griegos. por lo menos hasta antes de estudiar en la Salpetriére con Charcot. también es igual de cierto que la formación académica que adoptó estuvo bastante alejada de la común. No entendía nada en cuanto a las neurosis. a quienes di clase en mi departamento en una especie de pidgin-english. con toda razón se rebelaron contra mí. En cierta ocasión presenté ante mi auditorio a un neurótico que sufría de una permanente cefalea como un caso de meningitis crónica localizada. Lamarck. también adquirió un amplio conocimiento de la mayoría de los problemas filosóficos de su tiempo. se transfirió a la sala de enfermos de sífilis del Hospital Central de su ciudad.. Dentro de su formación literaria clásica. Me fui familiarizando con el terreno.. quien le era inadmisible . con la formación común. También se sabe que leyó con gran dedicación e interés a Kant. La fama de mis diagnósticos y de su confirmación post mortem me trajo un aflujo de médicos norteamericanos. Sin embargo. Schiller. con la práctica y estructuración clínica característica.. El mismo lo asegura. las obras de Shakespeare y el Quijote de Miguel de Cervantes Saavedra. Conocía de modo ejemplar los relatos bíblicos. lo que sin duda tenía que originar un modo distinto de ver la realidad. Como se echa de ver en toda biografía de Freud. Hegel. Schelling. pensar los fenómenos psíquicos de un modo ‚no serio‛ o acientífico? Es innegable que los acercamientos que Freud tuvo con los fenómenos hallados en las dependencias neurológicas donde trabajó fueron formulados en el lenguaje científico reconocido en su época..

cuando menos. Así por ejemplo: El historiador Mc Grath concluye con base en la correspondencia a Silberstein y en otras pruebas sobre sus años de universitario que. En efecto. Brentano enseñó que el punto central de la actividad psíquica era la imagen intencional. el socialismo y Platón. Freud admiró muchísimo a Brentano como filósofo. siempre en términos representativos.. Ibid.206. de Brentano34. pp. de Helmholtz y de Rudolf Virchow fue abandonada cuando quedó bajo la influencia del signo contrario. ‚siempre se relacionaban con algo. intencionales. cit. Un dialéctico de semejante agudeza exige que uno afile su fuerza en él antes de medirse en su contra‛33.Reymond. erige a la conciencia como la única fuente empírica de conocimiento para la psicología.. El grado confeso de admiración que Freud le profesaba a Brentano no podía sino dejar honda huella en su formación. 1.. es decir. Pág. Vol. . tal como lo demuestran sus cartas a Silberstein: ‚no se puede rechazar a Brentano antes de haberlo escuchado. la emancipación de las mujeres. Sobre la base aristotélica. consideró a los actos psíquicos como dirigidos hacia un fin. 2010. es decir. a propósito. estudiado y saqueado. cinco cursos no obligatorios. 01 . John Stuart Mill. 53 Op. filósofo último del cual Freud hizo la traducción de cuatro de sus ensayos que versaban sobre la cuestión obrera.. a quien. la elección de alguno de los cursos en su carrera singular se debe en parte a consecuencia de la influencia de las clases de Brentano. y con un vehemente rechazo de las orientaciones fisiologistas y las pretensiones cuantitativas de la psicofísica. También sostuvo que: 34 35 33 Op. el plan de Freud de pasar el semestre de invierno de 1875-76 en Berlín tomando los cursos de Emil Du Bois. después de haber leído un apócrifo suyo sobre la naturaleza. lo psíquico es ver. entre sus profesores preferidos estuvo el filósofo Franz Brentano. como las experiencias inteligibles. Cit Bercherie. Conceptualizó a los fenómenos mentales. le adjudicó la elección de la carrera de medicina. 2. un acto mental que apunta a un objeto en este caso coloreado‛35. Pág. Pág. siempre estaban en relación con un objeto. 149.Revista de Psicología GEPU. Citado por Wallwork. Y finalmente. No. De él tomó. Igualmente reconoció a Goethe como uno de sus grandes maestros. Vale decir. impregnado de Aristóteles con la férrea intención de hacer de la psicología ‚la ciencia de los fenómenos psíquicos‛. el maestro de Husserl. Brentano. 45.

pasión que lo dominó plenamente en sus años de juventud. y que el carácter incompletamente determinado de la psicología no obsta para que sea considerada una ciencia natural36. que tienen la capacidad de deliberar y de adoptar y dar vida a algunas cosas por medio de la discusión.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Los seres humanos tienen <libertad de querer>. Por consiguiente. siendo Freud una persona ajena a la visión propia de un médico. 48. Su autobiografía es clara en indicar que desde su más temprana edad estuvo interesado por las cuestiones humanas. Esta primera vocación que Freud reconoce no es sino su gusto por el conocimiento filosófico. Sus planteamientos además tenían un corolario antielementalista: inducían al estudio de los fenómenos de la realidad en sus cualidades guestálticas. Pág. Y ahora estoy a punto de realizarlo pasando de la medicina a la psicología‛39. dado que eran irreductibles a la simple suma de sus partes constituyentes. después de largos rodeos. Después de 41 años de práctica médica.ISSN 2145 . Freud citado por Robert. y el conocimiento de mí mismo me dice que jamás he sido un médico en el sentido propio de la palabra. Wallwork.. 68. Cit. Si me he convertido en doctor en medicina es porque me he visto obligado a abandonar mis proyectos originales. ‚Cuando era joven no conocí nunca otro deseo profundo que el del conocimiento filosófico. Me movía más bien una especie de sed de Op. pero que se refería más a las relaciones humanas que a los objetos propios de las ciencias naturales37. Ibid. mi gran triunfo es haber logrado. encontrar un camino que me conduce a mi primera vocación38. 49. Todo lo expuesto significa entonces que no se puede subestimar de ningún modo la faceta humanista de Freud. Ibid . saber. cit. y ello en claro detrimento de las cuestiones naturales que la ciencia médica ofrecía a cada uno de sus profesionales: Ni en aquella época ni más tarde sentí una predilección particular por la situación y las preocupaciones del médico. Esta confesión de Freud es más diciente todavía cuando se recuerda su sincera declaración de que él nunca se vio a sí mismo como un médico. Pág. Pág.. ¿cómo 37 38 36 39 Op. reforzada por la exposición a pensadores decididamente no mecanicistas.

hacia el año de 1885. la extraordinaria impresión que le produjeron las ideas de Charcot. Conviene pues considerar en cierta profundidad las disertaciones que Freud pronunció después de sus estudios en París. afirmar que la impronta humanista derivada de toda la tradición filosófica y romántica alemana. ‚Me siento verdaderamente muy bien en este momento y. cuidando aristócratas incurables. el de convertirse en Privat-Dozent en neuropatología.206. pp. Charcot. cambiaron notablemente sus perspectivas. consigue igualmente la atribución de una beca de estudios postescolares.Revista de Psicología GEPU. estoy cambiando mucho. ingresa en un instituto de enfermedades infantiles y abre su primer consultorio médico. cit Wallwork. De retorno a Viena. Op. Pág. a la cual ingresa el 21 de octubre de 1885 hasta mediados de febrero de 1886. 2010. Robert. Pág. Los primeros y más importantes textos que 41 Op. 72. 2. cit. según creo. 81). 1. 69. Sin embargo. uno de los más grandes médicos que existen. De acuerdo con Jones (1985). al principio trató de proseguir aquellas en el laboratorio de la Salpetriére. . Llega al servicio de Charcot interesado por las investigaciones anatómicas más que por los temas de la clínica. luego de haber conseguido por fin uno de sus anhelados sueños. No. A través de ella logra viajar a París e iniciarse en la prestigiosa ciencia francesa. conmueve simplemente mis ideas y mis convicciones”41. podía él producir escritos que hicieran del hombre un ente-máquina opuesto al ser organizado e intencional. DESPUES DE CHARCOT (1886-1893) Freud. un espíritu genialmente sensato. sí lo sería. 01 . y después de abandonar el 40 servicio de Meynert para entrar a trabajar en un sanatorio psiquiátrico privado. que las obras literarias de modo privilegiado descubrían? ¿Sería acaso ‚minimizar falsamente los rasgos mecanicistas del pensamiento de Freud que lo sitúan parcialmente en el campo mecanicista‛40. dándose a conocer como especialista en enfermedades nerviosas. inglesa y griega. no podía conducirlo a consideraciones mecanicistas y reduccionistas como de común se asegura? De acuerdo con Ernest Wallwork (1994). Vol. La clínica de la Salpetriére es su destino en París. ‚Freud abandona el modelo mecanicista a favor de una metateoría orgánica que no descansa en “fuerzas y causas” intrapsíquicas tan definidas como las que gobiernan los hechos psíquicos‛ (Pág. porque sólo después de 1919.

me convertiré en un gran científico. La histeria es una neurosis en el más estricto sentido del término. (1888) y la ‚De la suggestion et de ses applications a la thérapeutique‛ de Bernheim (1889). Hofrat professor Meynert. artículo enteramente escrito por él. Cit.. como bien lo muestra el conjunto de textos publicados en ese lapso. Un año después.ISSN 2145 . Citada por Robert. y curaré a todos los nerviosos incurables. ‚¡Que magnífico será todo! Llegaré con dinero. lo que quiere decir no sólo que en esa enfermedad no puede descubrirse ningún cambio perceptible en el sistema nervioso. dotando a cada uno de ellos de un considerable prefacio: ‚Leçons sur les maladies du système nerveux‛ de Charcot. sino que no debe esperarse de cualquier refinamiento de las técnicas anatómicas la revelación de tales cambios (Freud. debía inevitablemente producir un serio alejamiento con Meynert: I was challenged by my respected teacher.. 70. Durante este periodo. to present before the society some cases in which the somatic indications of hysteria – Op. 63. a la que. 1984).‛42. el de descubrir un método terapéutico que le permitiera curar a los enfermos nerviosos. el principal interés que dominaba en Freud era... que va de 1886 a 1893. carentes de todo riesgo en las manos de un técnico experimentado. La hipnosis y la sugestión le parecieron pues posibles procedimientos terapéuticos eficaces.. Propósito que se había formulado desde antes de ir a París. en 1890. La búsqueda de algún nuevo método terapéutico para los neuróticos tuvo como precedente el pleno convencimiento de que la sintomatología que el análisis semiológico evidenciado en la histeria correspondía a la de una verdadera enfermedad nerviosa. Pág.. tal como lo puso de manifiesto en una de sus cartas dirigidas a su novia. 42 43 Ibid. sin embargo. no era posible hallar una lesión orgánica precisa. Este convencimiento que lo acercaba a una clínica psiquiátrica fenomenológica. junto con otros ensayos en neurología. .6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle publica a partir de esa fecha corresponden a la traducción al alemán de dos ensayos de autores distintos. Pág. Carta del 20 de Junio de 1885. distante del terreno propio de la anatomopatología del cerebro. que le podían permitir salir ‚de la desoladora inacción que era la suerte del médico y especialmente del neurólogo en un gran número de casos‛43. publicará ‚Tratamiento psíquico‛.

Para él se estaba intentando hacer un mapa imposible del campo fisiológico. un elemento psíquico. 01 . típica en la corriente localizacionista. . Se puede decir que. comúnmente proporcionados por la experiencia. en el que fijar funciones psicológicas. No. de suerte que obliga a atender el mayor tiempo posible a los fenómenos sintéticos.206.Revista de Psicología GEPU. acerca de la doctrina sobre la estructura del sistema nervioso. 45 La única fórmula que escribe respecto a la eventual naturaleza de las perturbaciones fisiológicas que podrían subyacer a la histeria es la de ‚unas modificaciones en la destacan los modos de operación de la estructura del cerebro. Mayo 2 de 1991). LEVIN. 298). 1984). lo constituye la cuestión del antilocalizacionismo defendido por él desde esa época. no podía a su parecer restringirse a un punto específico del cerebro. memoria. alumno y protegido de Meynert45.. a presentar ante la sociedad algunos casos en el que las indicaciones de la histeria – el estigma histérico con el que Charcot caracteriza esta neurosis – pueda ser observada en una forma claramente marcada-). Esta fe globalista que animó el texto de Freud sobre la afasia tiene la particularidad de hacer de la actividad mental un proceso muchísimo más complejo y activo de lo que las teorías con descomposición analítica suelen proponer. “Percepción. puesto que no cayó en la atomización típica del mecanicismo. 64. Las consideraciones funcionales que Freud sugiere ahí . aparecen entonces como aspectos diferentes de un mismo proceso funcional psicofisiológico. que existía un centro del cerebro (área 39) el cual estaba asociado con la comprensión de las palabras habladas. 2010. Desde esta perspectiva. basan sus conclusiones en ideas como “el sí mismo”. 1978. por simple que fuera. Si aún no se percibe la rápida asociación que puede darse entre una propuesta globalista en cualquier terreno de la ciencia y los enunciados psicologistas.. pues estas son alteraciones orgánicas que de manifestarse reflejarían la anatomía del órgano central. Freud‟s early prsychology of the Neuroses. Como es conocido. Ni siquiera le parece lícito invocar como causa de las perturbaciones histéricas influjos vasomotores. Pág. 1. the hysterical stigmata by wich Charcot characterizes this neurosis. y no a los elementos simples y quizá artificiales que se trata de buscar en la disección de cadáveres. o en las propuestas de Brentano y de la escuela de la Gestalt. y esto sin existir ninguna posibilidad segura de captar el vínculo entre unas y otras. University of Pittsburgh Press. Hofrat Profesor Meynert. asociación. Pág. la histeria la ignora tanto como nosotros mismos antes que la conociéramos (Freud. A su turno. cuando trató específicamente el substrato material nervioso. Apoyado en las teorizaciones de Meynert y siguiendo las mismas pautas de los estudios de Paul Broca. para quienes.(Yo fui retado por mi respetado maestro. Vol. (a las que es) imposible de poner de manifiesto el correlato anatómico de cada uno de los elementos de su descomposición psicológica” (Bercherie. “el sujeto pensante”. pp. 54). Un hecho de no poco interés para determinar si las teorías de Freud eran mecanicistas. La tesis de Freud era una notable crítica conducente “a rasguñar al sacro santo pontífice de Meynert” (Carta a Fliess número 8.could be observed in a clearly marked form44... Carl Wernicke llegó a formular. piénsese por ejemplo en las teorías funcionalistas de William James. Freud consideró que no se podía confundir el registro anatomofisiológico con el registro psicológico. 2. Las afecciones histéricas de ningún modo ofrecen un reflejo de la constelación anatómica del sistema nervioso. Estos van a ser los preámbulos de una discusión que conduciría a Freud a escribir en 1891 un ensayo sobre las afasias. este último y Wernicke se van a convertir en los principales promotores de un movimiento científico que pretendió localizar en áreas bien específicas del cerebro cada una de las facultades psíquicas e intelectuales. en el que combate inteligentemente el localizacionismo promulgado por Wernicke. se hace inteligible en cierto sentido el uso que Freud hizo de explicaciones netamente psicológicas. Dewey. Mediante los descubrimientos anatomopatológicos del sistema nervioso se quería construir toda una teoría sobre el funcionamiento del cerebro y/o la psique humana. sin dudar de la base material de la vida anímica. o la “conciencia”. 44 Freud (1984) entonces es enfático en ‚rechazar la idea de que habría en la base de la histeria una posible perturbación orgánica‛ (Pág. Kenneth. sobre la base de evidencia de autopsias.

excitaciones frecuentes y violentas). La controversia a la que se refiere aquí. despertar prematuro de la actividad intelectual en niños. ya hemos encontrado esta concepción en Fechner y en el grupo de Helmholtz. alteraciones en el decurso y en la sucesión de representaciones. Así que. de las magnitudes de excitación estables‛ (Freud. que Freud se verá en ‚una posición una vez más muy ambigua entre la escuela de Nancy y la Salpetriére‛ (Pág. como el momento para su estallido. enfermedades agotadoras y. 283). El marco general de la concepción freudiana es aquí la noción de una estabilidad de las masas de energía almacenadas en el sistema nervioso. en suma. Paul Bercherie (1988). Freud lo precisó recurriendo a las opiniones de Charcot: sobre el fundamento de una tara hereditaria se aunaban factores accidentales causales (educación afeminadora. y que Freud abordó en el prólogo a la traducción del libro de H. emociones. Y con esto ya hemos llegado a uno de los núcleos argumentativos que han dado pie para que se interprete a las formulaciones iníciales de Freud sobre la histeria y la hipnosis como eminentemente fisiologistas. acentuación y sofocación de sentimientos. la utilizó para explicar la serie de perturbaciones psíquicas que acompañaban los síntomas físicos de la histeria. tenía como problema el antagonismo de las tesis que . intoxicaciones (plomo. cuyas opiniones son paradigmáticas de muchos lectores de Freud. inhibiciones de la actividad voluntaria. agrega. etc. situaciones de extremo esfuerzo psíquico: ‚traumas. por otra parte.. De ella Freud extraerá pronto su principio de constancia (Bercherie. Esta fórmula de Freud. 1984).ISSN 2145 . fueron resumidas por él como originadas por las fallas en esa distribución de las magnitudes de excitación del sistema nervioso. 1984). sobre el sistema nervioso. todo cuanto sea capaz de un vigoroso efecto nocivo‛ (Freud. recordemos que proviene de los modelos físico químicos utilizados para explicar los fenómenos biológicos. Qué causaba dichos disturbios en la actividad nerviosa. preocupaciones.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle distribución normal. factores que podían propiciar el desarrollo de la predisposición histérica y que encontraban. alcohol). 1988). y que basa en parte sus conclusiones situándolo primordialmente en una línea de continuidad con el contexto ideológico y filosófico de sus profesores. Bernheim.

todos los fenómenos hipnóticos serían fenómenos psíquicos. en cambio sostienen que el mecanismo de los fenómenos hipnóticos. No. a tal punto que haya establecido unas leyes que sólo se entramarían con las neurosis en virtud de la sugestión47. 46 Ibid. no podía sino emprender la tarea de ‚demostrar pieza por pieza la objetividad de la sintomatología histérica. Este intento de Freud se adapta nuevamente a la óptica fisiologista. 2. preocupado por hacer de la histeria una real y efectiva enfermedad. es muy posible que ella se haya inmiscuido en la observación de la restante sintomatología histérica. desplazamientos de la excitabilidad dentro del sistema nervioso sin participación de las partes que trabajan con conciencia. 1... o por lo menos de algunos. Pág. a la cual los médicos debían atender por igual que a las otras afecciones nerviosas orgánicas. proceden de una representación. pp. 83. De la sugestion et de ses aplications. Cit. aseveran que todos los fenómenos del hipnotismo. 84. Así pudo incluso sostener que esto no implica ninguna 47 48 Puesto que para Freud aceptar plenamente la teoría de la sugestión enunciada por Bernheim.. asevera Bercherie (1988). 2010. promovidos quizás por el hecho de que era el médico quien instigaba en sus hipnotizados la sintomatología que él buscaba.. significaba que las observaciones hechas en la Salpetriére eran unos errores de observación. Freud. si la sugestión del médico ha falseado los fenómenos de la hipnosis histérica. según eso. Los otros. en este texto él: Pareciera vacilar entre una simple defensa de las posiciones de Charcot y la orientación que se fundaba en unas tesis psicofisiológicas. La hipnosis de los histéricos no tendría caracteres propios.. Pág. vale decir. que) hay en la histeria unos fenómenos objetivos.206. que según se cree guiaba todas sus formulaciones. Freud. que es instalada en el encéfalo del hipnotizado por un influjo exterior.Revista de Psicología GEPU.. efectos de sugestiones. 85. habían formulado Bernheim y Charcot sobre los fenómenos hipnóticos: Unos. no psicologista. tiene como base unas alteraciones fisiológicas... Vol. Pág.. 01 . (es decir.. como portavoz de los cuales aparece aquí Bernheim. No obstante. Ibid. por eso hablan de los fenómenos físicos o fisiológicos de la hipnosis46. . el corolario de tal posición no le era aceptable: Op. fisiológicos‛48.

Pero ya que la fórmula fisiopatológica ‚que diera razón de las relaciones de excitabilidad entre las diferentes partes de dicho sistema‛ (Freud.. lo que Freud está mostrando ahí es mucho más que una incomprensible oscilación de su posición respecto a cómo abordar y hacer inteligible los fenómenos 49 Op. pues tenían mayores posibilidades de utilidad y aclaración que las infructuosas especulaciones neurofisiológicas. bajo el supuesto de que no tenían ninguna relevancia en las investigaciones de las afecciones nerviosas. dirigía sus esfuerzos hacia el desarrollo de explicaciones psicológicas para aquellos aspectos de la enfermedad que eran susceptibles de tales explicaciones. escritos después de su llegada de París. o cuando menos relegados a un segundo plano. P. En oposición a la opinión de Bercherie (1988). Freud. Dicho en otros términos. lo que traslucen los textos de Freud. La causa de la sugestión lleva mucha ventaja a la causa de los nexos fisiológicos. tal como de común se entienden. Freud. 88 . a pesar de haber defendido en cierta medida el modelo fisiológico de Charcot. En vez de ello. tuvo entonces la necesidad de acoger con mayor prontitud las fórmulas psicológicas.ISSN 2145 . Cit.. el creía que ‚la histeria descansa en modificaciones fisiológicas del sistema nervioso‛ (Freud. para entenderlo en nuestra terminología: por cierto psíquico. A nuestro modo de ver.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle negación del hecho de que el mecanismo de las manifestaciones histéricas es de naturaleza psíquica. y sólo se tenía un vago conocimiento de una anomalía en la distribución de las excitaciones del sistema nervioso que generaba un excedente de estímulos dentro del órgano anímico. 1984). con toda seguridad no consciente. 285). fueron simplemente negados. en la medida en que el modo de eficacia de la primera es indubitable y comparativamente transparente. En resumen... dosificado a través de las representaciones conscientes e inconscientes. por lo tanto fisiológica en la óptica de Freud en esa época (Pág. En efecto. desde sus inicios evitaba las especulaciones teóricas sobre la posible naturaleza del defecto fisiológico que podría subyacer a la histeria. De la suggestion. mientras que no tenemos más noticia sobre los influjos recíprocos de la excitabilidad nerviosa. 1984) no se había hallado. no es de ningún modo una concepción de la psique humana de tipo mecanicista en la que los factores psíquicos. a los cuales es preciso reconducir los fenómenos fisiológicos49.

(esta cura) conjuga acertadamente el <<traitement moral>> con una mejoría del estado general de nutrición‛ (Pág. Vol.. Sería tan unilateral considerar únicamente el lado psicológico del proceso. 88 . como pretender imputar a la mera inervación vasomotora los fenómenos de hipnosis50. 01 . en resumen.. Su discusión del tema pone de relieve que para él dichos fenómenos ofrecen a su vez una faz psicológica tanto como una fisiológica: En el hipnotismo existen fenómenos tanto fisiológicos como psíquicos.. En las puntualizaciones que siguen espero poder indicar la mediación buscada entre los fenómenos psíquicos y fisiológicos52. a confesar la ocasión psíquica a raíz de la cual se generó la perturbación correspondiente. pero a veces nos sobreviene sin colaboración nuestra. le sumó otra fórmula de intervención más directa para el padecer histérico: Consiste en reconducir al enfermo. histéricos e hipnóticos. por preparación psíquica y expectativa de él. 87. 2010. hipnotizado. en el tan citado texto ‚La Histeria‛ de 1888. Es que la hipnosis... 2. Ibid. Este método de tratamiento. conocida también como ‚cura de playfair‛. . Ibid. Pág. se produzca de una manera o de otra. La división de los fenómenos hipnóticos en fisiológicos y psíquicos deja una 50 51 Ese es a nuestro parecer. 60). Y es por eso por lo que. se atreva a recomendar la llamada cura de reposo de Weir Mitchell: ‚consiste en la conjunción y aislamiento en reposo absoluto con una aplicación sistemática de masajes y faradización general.. 90. (de reciente data) es el más adecuado a la histeria. P. impresión de todo punto insatisfactoria: hace falta con urgencia un eslabón entre ambas series. El fenómeno hipnótico es entonces en este sentido para Freud similar a la conducta que se muestra en el dormir natural: ‚casi siempre producimos el dormir por sugestión. a consecuencia del estado fisiológico de la fatiga‛51. A la cura de reposo.... es siempre la misma y muestra idénticos fenómenos.. Pág.Revista de Psicología GEPU. porque imita fielmente el mecanismo siguiendo el cual se genera y disipan esas 52 Ibid. No. 1. Desde este punto de vista. el gran esfuerzo que Freud (1984) intenta a lo largo de los últimos años del siglo pasado. la tarea a la que se entrega en sus textos es entonces la de tratar de zanjar el antagonismo entre esos dos aspectos del problema.206.. pp..

Ibid. Ello ocurre casi siempre en el sentido de un empeoramiento. de una expectativa. la realiza Freud al considerar.. en el ensayo ‚Tratamiento del alma‛ que toda forma de intervención contra un proceso mórbido del organismo humano.. 119.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle perturbaciones. 62). dado a conocer a Freud (1984) por Joseph Breuer. 53 54 Op. y de ninguno están ausentes las exteriorizaciones corporales y la capacidad de alterar procesos físicos53. pero también poco faltan ejemplos de lo contrario: un fuerte susto o una culpa repentina provocan un cambio de tono en el organismo ejerciendo una influencia curativa sobre un estado patológico bien arraigado o aún suprimiéndolo. a raíz de una subversión de las excitaciones dentro del sistema nervioso tras un ataque de convulsiones (Freud. todos los estados anímicos. y de una forma más categórica.. Y continúa: Los procesos de la voluntad y la atención son igualmente capaces de influir profundamente sobre los procesos corporales y desempeñar un importante papel como promotores o inhibidores de enfermedades físicas. o por último. incluso en casos graves y delicados54. Pág. o de una excitación moral. . son en cierta medida <<afectivos>>.. Pág. de un terror. Cit. le augura los mayores éxitos: ‚El tratamiento psíquico directo de síntomas histéricos llegará a ser más utilizada cuando en los círculos médicos se comprenda mejor la sugestión (Bernheim. Tratamiento del alma. pero es muy posible que el designio de sanar o la voluntad de morir no deje de influir sobre el desenlace. Los afectos en sentido estricto se singularizan por una relación muy particular con los procesos corporales. habrá de tener en cuenta la vida anímica del hombre. Freud.Nancy)‛ (Pág. Otra forma de plantear el mismo asunto. 1984). muchos síntomas histéricos que han resistido a todo tratamiento desaparecen de manera espontánea bajo el influjo de un motivo psíquico suficiente. 120. pues ésta puede ser de tal influencia que podría acrecentar. Y a este método. La influencia de la voluntad sobre los procesos patológicos del cuerpo no es tan fácil de comentar con ejemplos. pero en rigor. suprimir o permitir el inicio de enfermedades orgánicas: Estados patológicos ya desarrollados pueden ser influidos muy considerablemente por afectos violentos. En efecto.ISSN 2145 . aún los que solemos considerar <<procesos de pensamiento>>.

Cuánta hubiera sido la sorpresa de Meynert si hubiera tenido la oportunidad de conocer las descripciones que señalan a Freud como uno de sus discípulos y promulgador. 116. Freud. El que un médico afirmara lo contrario. esto es. no le constituían 55 56 57 mayor inconveniente. Cit. Porque al final de cuentas. pp. estaba con ello. por un buen tiempo. No.Revista de Psicología GEPU. opinaba que el tratamiento sugerido por Meynert era de un talante más peligroso e inútil. Ibid Op. P. de sus enseñanzas. 2. 1. a quien bajo ese convencimiento propusiera medios de intervención terapéutica como la hipnosis y similares. Pag. el desdeño de Meynert hacia la hipnosis al estimarla rodeada de un ‚halo de absurdidad‛ y el concomitante calificativo de taumaturgo. 102 58 . para quien. mediante grandes dosis de bromo. 188 Op. la <<actividad mental que brota libremente>>. Como Freud bien lo señaló. Reseña de August Forel. Espectáculo interesante que de pronto los más decididos deterministas aparezcan como defensores del amenazado <libre albedrío personal>. impugne el influjo sugestivo como algo envilecedor para ambas partes58. Pag. 01 . en alguna perturbación y optara por establecer relaciones causales del primero hacia el segundo. Y es que basta sencillamente escoger al azar dos obras de Freud de este periodo y leerlas de principio a fin para darse cuenta de que están repletas de tematizaciones propias de la psicología. acostumbrado a las ‚frías acogidas‛ de sus comunicaciones o a las apreciaciones de sus tesis como ‚un cuento de hadas científico‛57. La etiología de la histeria. Todo lo anteriormente expuesto desde luego escandalizó a un sinnúmero de médicos. que ante la ocasión de tener presentes factores psíquicos y factores corporales. Vol. Ibid. según sostenían las autoridades médicas. y que el psiquiatra. Der Hypnotismus. morfina y cloral. Cit. la compulsión del pensamiento científico de los médicos ‚en ningún caso (dejaba) de presentar a lo anímico como comandado por lo corporal y dependiente de él‛55. habituado a ahogar en sus enfermos. abandonando ‚el terreno seguro de la ciencia‛56. Esta fue en parte la suerte de Freud. En los años subsiguientes a 1893 pasa algo similar. el reconocimiento profesional era sin titubeos denegado con epítetos despreciativos como los de ‚taumaturgo‛ o ‚curandero‛.206. A quien se atrevía a tanto. 2010. Freud. Tratemos a continuación lo que corresponde al periodo de escritura del Proyecto y de trabajo conjunto con Breuer.

a los años de ‚evolución del pensamiento freudiano‛. y estaba empeñado en formular una complicada estructura de hipótesis que permitían describir los sucesos psíquicos en términos exclusivamente neurológicos. Strachey. en 1895. cuyos síntomas no tienen en consecuencia ninguna significación psicológica‛ (Bercherie. En el ínterin sólo gradualmente llegó a adoptar la concepción de Breuer. Es el periodo en el que va ‚a formular una interpretación fisiopatológica de un cierto número de síndromes neuróticos... 59 . Prólogo a Estudios sobre la histeria.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle BREUER Y EL PROYECTO El periodo comprendido entre 1893 y 1899 fue el intervalo de tiempo en el que salieron a la luz lo que se han dado en llamar las primeras publicaciones psicoanalíticas. Pág.. según Bercherie (1988). O como también señala el comentarista de las Obras Completas de Freud.. se lo ve evolucionar hacia una aprehensión cada vez más fina de los fenómenos psicológicos‛ (Bercherie.ISSN 2145 . en cuanto a que los procesos psíquicos debían tratarse en el lenguaje de la psicología60. Hasta el fin de su vida Freud siguió. ‚Las nuevas puntualizaciones sobre neuropsicosis de defensa‛ (1896). Cit. Este periodo corresponde. La verdad es que. James Strachey: Freud aplicaba todas sus energías a la explicación de los fenómenos psíquicos en términos fisiológicos y químicos. 1988). 60 Ibid. En este periodo. Agrega Strachey a su decir esta afirmación: Su formación inicial y su carrera como neurólogo hacían que se resistiese a aceptar como definitivas las explicaciones psicológicas. en el que partiendo ‚de la concepción muy mecanicista que continúa sosteniendo su teoría. y el ensayo hecho en común con el médico vienés Joseph Breuer ‚Estudios sobre la histeria‛ (1893-1895).. ‚Sobre la justificación de separar de la neurastenia un determinado síndrome en calidad de neurosis de angustia‛ (1895). 1988).. se publicaron textos como ‚Las neuropsicosis de defensa‛ (1894). Según Strachey. fueron pues los sabios consejos de Breuer los que le permitieron a Freud descubrir la importancia de lo psicológico en aquello que estaban Op. creyendo que a la postre se descubriría el fundamento físico de todos los fenómenos mentales. 18. Freud se hallaba a mitad de camino en su tránsito de las explicaciones fisiológicas de los estados psicopatológicos a su elucidación psicológica59.

01 .Revista de Psicología GEPU. 1988). 61 Este sesgo neurológico que señala Strachey en Freud. por consiguiente. Sin embargo. entendible como su aceptación de la idea de que la vida anímica es reductible a los principios y procesos físicos. estudiando. 1. parece haber desmentido su propósito inicial. Todo Op. de la aplicación de esos principios. y en verdad no podría ser de otro modo. Strachey. Tales imputaciones no son. nos muestra el sesgo neurológico que tenía en ese periodo las teorías de Freud62. pp. Admítase por ello el uso casi exclusivo de una terminología psicológica61. reposa en las concepciones de la escuela de Helmholtz. Prólogo a Estudios sobre la histeria..206... Ibid. 2. cuya energía interna continúa buscando una vía de descarga (Bercherie. de pronto se levantaron las barreras. incluso grotescos. 197 62 . con el nombre de ‚principio de inercia neuronal‛. corrientes galvánicas y demás. Las palabras de Strachey se encuentran fundamentadas en estas expresiones de Breuer que se hallan en la parte teórica de los Estudios sobre la histeria: En estas elucidaciones se hablará muy poco del encéfalo y nada sobre las moléculas. los velos cayeron y pudo penetrar de golpe desde los detalles de las neurosis hasta las condiciones de la conciencia. Vol. por cierto. al análisis de fenómenos morales tan complejos como el remordimiento o la necesidad de venganza. las conclusiones hechas por Breuer se hacen. Cit. en términos de ‚reflejo no consumado‛. nada fortuitas. del circuito eléctrico como modelo del psiquismo. Los procesos psíquicos deben tratarse en el lenguaje de la psicología. Y dado que los ‚Estudios sobre la histeria‛ es un texto escrito en conjunto con Freud. el hecho de que Breuer haya usado términos como ‚excitación nerviosa intracerebral‛ y que haya mencionado en su disertación. La posición teórica. circuitos eléctricos.. 2010. La forma en que enuncia en ese mismo ‚Proyecto‛ el principio de constancia. P. Las líneas escritas en el Proyecto parecen despejar de toda duda la conclusión de que Freud compartía la misma postura de Breuer. según el cual las neuronas procuran ‚aliviarse de la cantidad‛.. suele encontrar apoyo en las líneas redactadas en una carta enviada a Fliess el 20 de octubre de 1895: En el curso de una noche muy atareada. No. extensivas a Freud. Breuer proporciona algunos ejemplos caricaturescos..

en resumen.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle parecía encajar en el lugar correspondiente. Por su parte. es desde luego ‚w‛ la de mayores implicaciones. el grupo de conceptos con los cuales tejió el Proyecto.ISSN 2145 . 340 Ibid. Pág. los engranajes ajustaban a la perfección y el conjunto semejaba realmente una máquina que de un momento a otro podría echarse a andar sola. 353. traducirlos a procesos cuantitativos será la tarea que deberá emprender todo aquel que espera hacer de la consciencia un objeto de la ciencia natural: En tanto que la ciencia se ha fijado como tarea reconducir todas nuestras cualidades de sensación a una cantidad externa de la arquitectura del sistema de neuronas. neuronas pasaderas y neuronas no pasaderas. el tercer sistema hipotético. 344). Es decir. los signos de cualidad.. La primera. la tendencia principal y la tendencia de compromiso del sistema nervioso. tiene por encargo las diferencias cualitativas que dan por resultado las sensaciones conscientes. las dos reglas biológicas de la atención y la defensa. Lo descrito ahí es. 65 66 Op. Freud. los procesos primario y secundario. neurona. están vinculadas respectivamente con los estímulos externos y las excitaciones internas.. realidad y pensamiento. w. 328 63 64 Ibíd. Pág. Pág. Ambas formas operan sobre una base puramente cuantitativa. esto es. . La segunda proposición fue la doctrina anatómica de la Las subsiguientes líneas de Freud en el Proyecto corresponden precisamente al intento de desarrollo de ese aspecto con el que espera realizar el explícito objetivo Las dos primeras phi y psi. Los tres sistemas de neuronas. las unas “sirven a la percepción y las otras son portadoras de la memoria y probablemente también de los procesos psíquicos en general”(Proyecto. P. Citado por Strachey en el prólogo al Proyecto de una psicología científica para neurólogos. con lo cual otra vez aparece triunfante la tendencia originaria al apartamiento de cantidad66. las condiciones de la conciencia como función perceptiva63. a los contenidos que la consciencia discierne. Cit. Al referirse al problema de la cualidad. los de estado libre y ligado de la cantidad. De la división de las neuronas en tres clases de sistemas65. enunciada como el ‚principio de la inercia neuronal‛64. cabe esperar que conste de unos dispositivos para mudar la cantidad externa en cualidad. el estado de los grupos psicosexuales. el condicionamiento sexual de la represión y finalmente. defiende la concepción de una tendencia de los sistemas neuronales a procurar aliviarse de las cantidades afluyentes de excitación. recién aceptada por los neurólogos en los días en que Freud redactó el texto. Esta obra inconclusa fue guiada por dos proposiciones principales: la concepción cuantitativa y la teoría de las neuronas.

a saber. Vol. 336. irritado. dejó todo de lado y se volcó a otras cuestiones”? 70. Carta a Fliess. 328. bien facilitadas entre sí‛68. 01 . Strachey. James Strachey asegura que el abandono de Freud de este marco de referencia neurológico se debió a una razón: Comprobó que su aparato neuronal no podía dar cuenta en modo alguno de aquello que en ‚El Yo y el Ello” llamó ‚la única antorcha en la oscuridad de la psicología de las profundidades‛. pp.. Ahí emerge la pregunta más elemental: ¿por qué Freud no publicó el Proyecto? Es decir. Prólogo al Proyecto. a saber. Freud. sobre cada uno de estos elementos. cuando se reflexiona un poco más al respecto. parece entonces lógico aseverar que su conceptualización en este periodo era esencialmente mecanicista. 2010. Ibid. si se supone que en su mente. Op. agregamos a esta apelación directa a los recursos terminológicos que ofrece la fisiología. No. sólo se esquematizaban los fenómenos mentales como las producciones de una máquina. Pág. Op. 2. Pues bien. Cit. narrado en la introducción del texto: ‚el propósito de este proyecto es brindar una psicología de ciencia natural. presentar procesos psíquicos como estados cuantitativamente comandados de unas partes materiales comparables. Iniciemos por ejemplo con el caso del Proyecto. Freud muestra la definición consecuente de lo que habrá de ser el yo: ‚representémonos al yo como una red de neuronas investidas. 2 de Abril de 1896. empiezan a surgir algunas cuestiones que sorprenden 67 68 69 para alguien que se supone sólo ve engranajes y circuitos neuronales. Pág. Pág. ‚Siempre consideré las neurosis de angustia y las neurosis en general como resultado de una intoxicación. la consideración de que Freud proponía una explicación química para algunas neurosis. Bajo este principio rector. <<la propiedad de ser o no consciente>>71. 369. confundido e incapaz de enseñorarse de su material. 1. Ibid. 339. Cit. ‚agotado. Pág. Y si. ¿por qué a los pocos días de haber terminado de redactar el Proyecto. además. ¿por qué 70 71 Ibid. si la razón por la cual él desapareció del horizonte al Proyecto fue su imposibilidad para vestir adecuadamente en un ropaje neuronal a la conciencia.206.. y hacerlo de modo que esos procesos se vuelvan intuibles y exentos de contradicción‛67.Revista de Psicología GEPU. y a menudo he pensado en la similitud de los síntomas de las neurosis y el bocio exoftálmico‛69. en ese periodo. . Sin embargo.

Ibid. una vivencia que se hacía valer como un trauma. investigamos. Pág. para el Proyecto. hecho este que suele remontarse muy atrás en el tiempo‛ (Freud. ante la dificultad de aprehender el fenómeno de la consciencia. “La psicología cuantitativa‛73 era el término que utilizaba Freud para referirse a las elucubraciones que elaboró en el Proyecto. Esto es. consistió en afirmar que los síntomas histéricos sobrevenían a causa de una vivencia que hacía emerger los afectos penosos del horror. ‚por mediación de una cadena de eslabones causales intermedios. Esto último que se está describiendo es de hecho una de las formas habituales en las que Freud terminaba muchos de sus ensayos. y en la parte que estas se mostraban esquivas y oscuras. El influjo del proceso ocasionador.. . estas fueron las palabras que le merecieron. Pág. 1984). Las palabras inaugurales de ese ensayo son: ‚. su ocasionamiento: el proceso en virtud del cual el fenómeno en cuestión se produjo la primera vez.. Un rápido recorrido por los ‚Estudios sobre la Histeria‛ nos da las primeras pruebas al respecto. Freud. señalan. que a continuación los autores de los Estudios describieron. después de desaparecido todo el entusiasmo inicial que poquísimos días antes lo habían incitado a redactar el Esquisse: ‚No atino a comprender mi estado de ánimo cuando incubaba la “psicología”. 328. (como se observa en la carta dirigida a Fliess). la angustia. y de este no lamenta sus limitaciones.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle entonces Freud no recurrió al rezo característico de todo mecanicista en apuros que consiste en implorar que el futuro ofrezca las respuestas que en el presente no se encuentran? Dicho en otros términos. 355. Es decir. que no resulta consecuente con quien se supone ha estado estudiando los fenómenos mentales bajo una estricta tradición mecanicista. Ibid. en las más diversas formas y síntomas de la histeria. la vergüenza y el dolor psíquico. no puedo entender como pude enjaretártela a ti”72.ISSN 2145 . declarar abiertamente los límites de sus concepciones y demandar una paciente espera por mejores resultados. hubiera podido perfectamente extender sus teorizaciones hasta el punto donde ellas se lo permitían. no opera con la lógica característica de los eventos mecánicos. Por cierto que una lectura de los textos publicados con anterioridad muestra una apelación directa a concepciones psicológicas y no de otro tipo. el texto (y 72 73 sólo el texto) le produjo un sentimiento de extrañeza tal. En cambio. El proceso. en su reconocida sinceridad. Lo que es peor.

. como el estado crepuscular semihipnótico del soñar despierto. los estados de autohipnosis y fenómenos similares (Freud. muchísimo tiempo después de acontecido el hecho. No. la pérdida.Revista de Psicología GEPU. 2. ‚el recuerdo. de una persona amada) o porque circunstancias sociales la imposibilitaron. fuente y sustento de dichas concepciones. 1984). obra al modo de un cuerpo extraño‛ (Freud.. las inhibió y sofocó. y no fisiológicos. 1. 01 ... las representaciones patógenas estaban para ellos insuficientemente abreaccionadas por estarles denegado el desgaste normal de cualquier representación. En el primer grupo incluimos los casos en que los enfermos no han reaccionado frente a traumas psíquicos porque la naturaleza misma del trauma excluía una reacción (como por ejemplo. que se presentó irreparable. debido a que los recuerdos de esos traumas ‚están completamente ausentes de la memoria de los enfermos en su estado psíquico habitual‛ (Freud. como inicialmente podría creerse cuando se resaltan ciertos términos o frases de la parte teórica escrita por Breuer. Estas son a grandes rasgos las concepciones generales que se sustentan en el ensayo. La segunda serie de condiciones no está comandada por el contenido de los recuerdos. Vol. 1984). 1984).206.. En otros términos. las vivencias traumáticas logran producir efectos tan intensos. en estados psíquicos anormales. 1984).. declaran que son dos los grupos de razones por los cuales fue impedida la abreacción normal del recuerdo. sino. o porque se trataba de cosas que el enfermo quería olvidar. Se encuentran al comienzo del texto en la parte llamada ‚Comunicación Preliminar‛. sino por los estados psíquicos en que sobrevinieron las vivencias en cuestión: . al modo de que un dolor psíquico recordado en la consciencia despierta suscita en un momento posterior la secreción lacrimal: el histérico padece por la mayor parte de reminiscencias‛ (Freud. En el apartado siguiente. . se encuentran estas referencias que muy seguramente habrán sido de utilidad para defender la tesis del Freud fisiologista. pp. a través de ‚los estados de asociación desinhibida‛. lo que se halla es la exposición de los historiales clínicos. En la epicrisis del historial de la señora Emmy Von N.. Finalmente. En este sentido.. 2010. Y por eso adrede la reprimió de su pensar consciente. Así pues.. Lo que resulta crucial indicar de ellas es que son intervenciones terapéuticas enteramente basadas y comprendidas en principios psicológicos.

1984).. Si observamos con detenimiento la argumentación del texto.. el primero de los casos en que se hizo uso del método catártico: ‚Las fobias y abulias. la descripción fisiologista es realizada aquí sobre una estructura argumentativa enteramente psicológica. Al comienzo no me incliné a atribuir mucho valor a este detalle. Vale decir.. Y nos presenta otro caso en el cual vuelve a ratificar el alejamiento de la perspectiva tradicional: Hace unos meses traté a una muchacha de 18 años cuya familia mostraba antecedentes patológicos. empero. Lo primero que supe de ella fue su queja por unos ataques de desesperación con un contenido de dos clases. no es difícil reconocer que este llamado a elementos fisiologistas corresponde a una descripción de la manera como se ve afectado el sistema nervioso por eventos de índole psicológica.. las cuales constituían las premisas sobre las que se edificaban las ideas patológicas. El predominio de lo psicológico se lee. en primera instancia. concebidas por la escuela de los psiquiatras franceses como unos estigmas de degeneración nerviosa. en nuestro caso demuestran..ISSN 2145 . en los otros se le estiraban convulsivamente los dedos de los pies que empezaban a movérsele sin descanso. En unos. 1984). en el convencimiento de Freud de que los síntomas neuróticos se producían a partir de ciertas vivencias ocurridas al paciente con anterioridad. Este discernimiento. y anteriores estudiosos de la histeria se habrían visto seguramente llevados a ver . estar suficientemente determinadas por vivencias traumáticas‛ (Freud.. transmitido a Freud por Breuer. Aquí uno ya no puede negarse a tomar en cuenta unas cantidades. de tal modo que señala la capacidad de influjo de lo psíquico en lo físico. a concebir el proceso como si una suma de excitación llegada al sistema nervioso se traspusiera en un síntoma permanente en la medida en que no se empleó en la acción hacia fuera proporcionalmente a su monto (Freud. la necesaria participación de ambos factores en las manifestaciones sintomáticas de las neurosis. sentía un tironeo y comezón en la parte inferior del rostro. o mejor aún.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Consideramos los síntomas histéricos como unos afectos y unos restos de excitaciones de influencia traumática sobre el sistema nervioso.. le permitió afianzar una manera diferente de comprender las problemáticas neuróticas. desde las mejillas hacia la boca. tal como lo deja traslucir en las concepciones que elaboró en el historial de la señora Emmy Von N.

. La indagatoria que emprendió para comprender estos síntomas se basó obviamente en la aplicación de los principios rectores del método catártico: Le pregunté directamente qué pensamiento le acudía en esos ataques. El análisis de este caso. 1984). análisis que le permitió demostrar. a pesar de que es verdad que estos planteamientos conducen a lineamientos y esquematizaciones básicamente psicológicas. en estos fenómenos una prueba de la estimulación de centros corticales a raíz de ataques histéricos.Revista de Psicología GEPU. 1984). es indudable que constituye un análisis psicológico.. 1. como las referencias a la infancia y demás. (aparentemente) carente de sentido‛ (Freud. Del movimiento del dedo del pie habría que responsabilizar a lugares simétricos de la corteza situados muy próximos a la cisura media.206.. 2... No. son . lo anterior no por recurrir en un primer momento.. pp. le dije que ella necesariamente tenía que poder dar una explicación para ambos fenómenos. no obstante. En los restantes casos de Freud del mismo texto abundan consideraciones semejantes. lo que hace que las teorizaciones de Freud no sean una comprensión mecanicista no es en definitiva la remisión al pasado de los hechos sintomáticos precedentes. Vol.. ‚cuanto significado se escondía tras ese tic. en el historial de Emmy Von. Breuer promueve la misma modalidad de intelección para las neurosis. aquel fenómeno halló diversa explicación (Freud. La infructuosidad de este pueril empeño le llevó cierta vez a un estallido de desesperación.. Desde luego. Al fin y al cabo. Ahora bien. y desde ese momento el tironeo y la comezón en la parte inferior de las mejillas le quedaron como una variedad de sus ataques (Freud. y su comunicación es empero decididamente mecanicista.. 01 . como los dispositivos eléctricos. Sin embargo. a una terminología de las ciencias físicas y neurológicas para aprehender los fenómenos histéricos. Esta niña ambiciosa y algo simple resolvió cultivarse con todo empeño para alcanzar a sus hermanas y compañeras de su misma edad. aunque carente de muchos elementos característicos de los posteriores abordajes psicoterapéuticos. 1984). 1984). Su prognatismo empezó a mortificarla y dio en la idea de corregirlo ejercitándose durante un cuarto de hora extendiendo hacia abajo el labio superior por sobre los dientes salidos.. 2010. también en el aspecto corporal solía compararse con otras muchachas. Breuer es enfático en indicar que sus términos. son presentados ‚con fines comparativos‛ (Freud.

1984). y que sólo era cuestión de constreñirlos a comunicarlos‛ (Freud. Así descubre que existía por parte de sus pacientes una resistencia a que aflorara el recuerdo.hay una condición psíquica indispensable para (la adquisición de una histeria): que una representación sea reprimida (desalojada) deliberadamente de la consciencia. esta última expresión sólo tendría un sentido para nosotros si con ese ropaje discerniéramos lo archiconocido. 1984). Esta misma premisa lo llevó a interrogarse por la causa del olvido del recuerdo patógeno y su imposibilidad para ser traído a la consciencia en los momentos requeridos.. es que colocó en la base de ellos a un acto de voluntad: ‚.ISSN 2145 .. . Lo que hace particular el punto de vista de Freud sobre los procesos neuróticos. y cuando esa reunión a pesar de todo se consumó. 1984).6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle metáforas para obtener toda la claridad posible. Dicho en forma más extensa. y tácitamente le restituyéramos <<representación>>. Resistencia que encontró igualmente en el origen de las dificultades para lograr la hipnotización de alguno de sus pacientes y que era traducible en los términos de un no querer. un asunto de discernimiento futuro y esperado. Aquella sustitución de los términos parece una inútil mascarada. <<excitación cortical>> es para nosotros más bien un postulado. pero en los que priman los hechos psicológicos descubiertos por la clínica: Si en vez de <<representación>> dijéramos <<excitación cortical>>. cuando Freud intenta hacer un uso más generalizado del método catártico de Breuer. que exigía la hipnotización del paciente. 1984). En efecto. mientras que las representaciones son de continuo asunto de nuestra experiencia y nos resultan consabidas en todos sus matices. excluida del procedimiento asociativo‛ (Freud. al toparse con el obstáculo de que no de todas las personas era posible obtener el mismo grado profundo de sonambulismo. Admítase por ello el uso casi exclusivo de una terminología psicológica (Freud. sintió un gran dolor psíquico‛ (Freud. decide dejarse guiar por una premisa: ‚Me resolví a partir de la premisa que mis pacientes sabían todo aquello que pudiera tener una significatividad patógena. ‚La enferma oponía una gran resistencia al intento de establecer la asociación entre el grupo psíquico separado y sus restantes contenidos de consciencia. y ante la necesidad de establecer el nexo causal de los recuerdos patógenos con los síntomas.

y siempre. 1984). Así no sería hipnotizable quien tuviera un reparo psíquico contra la hipnosis. 2010. Breuer hace del neurótico un sujeto pasivo al que el infortunio de una desgraciada conjunción de una tara hereditaria. pp. Con esta comprensión de los fenómenos histéricos. A pesar de que el texto ‚Estudios sobre la histeria‛ es un escrito hecho entre dos. Por esta razón. 1984). deseado. sólo en apariencia es logrado‛ (Freud. será lo que decidirá su desgracia. Su empeño terapéutico quedó entonces definido de este modo: ‚mediante mi trabajo psíquico yo tenía que superar en el paciente una fuerza que contrariaba el devenir consciente (recordar) de las representaciones patógenas‛ (Freud.. Freud es enfático en indicar las partes en las cuales él participó. 1984). Y sólo en la medida en que ellas fueran puestas al descubierto el recuerdo patógeno y el afecto concomitante podían ser liberados. Esta resistencia era también la fuerza misma que se hallaba en la génesis del síntoma y tenía que ver con el intento del paciente por no tomar conocimiento de una representación intensamente displacentera. . junto con el enfrentamiento a una situación difícil y la creación para ese instante de un ‚cierto vacío de la conciencia en que a una representación emergente no se le contrapone resistencia alguna de las otras‛ (Freud.206. Llegado a este punto. y uno mío sobre terapia que todavía no he comenzado (Freud. No. con el cual yo no tengo nada que ver. 2.. Breuer está dejando a un lado la posible participación que podía tener el sujeto en las dolencias que soportaba.Revista de Psicología GEPU. Vol. el punto de vista de Freud y Breuer no se pueden homologar y señalarse como objeto de las mismas objeciones. 1984). 01 . El libro con Breuer (contiene) cinco historiales clínicos. como un no querer (Freud. un ensayo suyo sobre las teorías de la histeria (resumen y crítica). ¿A qué se debía que unos fueran hipnotizables y otros no?. ‚Puedo aseverar que ese olvido es a menudo deliberado.. lo exteriorizara o no. Noté que en algunos pacientes el impedimento se remontaba un paso más atrás. para Freud la génesis del olvido se arraigaba en ciertas fuerzas susceptibles de ser intelegidas como motivos. 1984). siendo la tan citada sección teórica elaborada únicamente por Breuer. 1. Este punto de vista de Freud es en todo diferente al propuesto por Breuer. En otras palabras. se rehusaban ya al intento de hipnosis. sólo una conclusión era posible.. Al suponer y privilegiar los estados hipnoides como condición necesaria para que la histeria emergiera.

y yo puedo convertirme en su esposa>>. de la génesis de síntomas histéricos por conversión de una excitación psíquica a lo corporal. curiosamente. Cuenta que el cuñado no salió a recibirlas. afirma: En mi experiencia. ‚La causa del aislamiento no es. de la formación de un grupo psíquico separado por el acto de voluntad que lleva a la defensa: todo eso me fue puesto en aquel momento ante los ojos de un modo visible (Freud. sino la ignorancia del yo. la señorita Elizabeth Von K. por los cuales el ser humano se siente amenazado en su alegría de vivir o en su respeto hacia sí mismo‛ (Freud. en ese mismo momento un pensamiento otro pasó con estremecimiento por el cerebro de Elizabeth. como en el caso tres.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Además. Así todo quedaba en claro.. Respondió que había esquivado cuidadosamente ese pensamiento.. no obstante. Freud vuelve a interpretar la histeria del mismo modo: . la voluntad del yo.. todo lo anteriormente descrito por nosotros. y en el momento de la cruel certidumbre de que la hermana querida había muerto sin despedirse de ellas. Si el caso Katharina ofrece algunas ambigüedades. que aún no sabe qué hacer con unas experiencias sexuales‛ (Freud. el de la paciente Katharina. finalmente. <<ahora él está de nuevo libre. líneas más abajo reconoce que dentro del desarrollo de ese proceso en esta paciente está involucrado el yo. Freud (1984) parece promover la idea de los estados hipnoides (‚el afecto mismo crea el estado hipnoide.. Freud (1984). pero opinó que su madre desde el comienzo imaginaba lo peor. señora Emmy Von N. nunca he tropezado con una histeria hipnoide . ciertamente inclina la balanza a favor del discernimiento que declara el predominio en Freud de una comprensión de las manifestaciones histéricas como resultantes de una ‚sofocación voluntaria de representaciones penosas.. sin que el cuidado de ella fuera el bálsamo de sus últimos días.ISSN 2145 . tomado del análisis de los dos casos predecesores... 144). Y en la sección ‚Sobre la psicoterapia de la histeria‛. cuyos productos luego se mantienen fuera del comercio asociativo con el yo consciencia”) (Pág.. 1984).. luego estaban de pie ante el lecho. A ello siguió un recuerdo de la llegada a Viena. 1984). vieron a la muerta. En el caso siguiente a Katharina. y Miss Lucy R.. El empeño del analista era recompensado abundantemente: la idea de la defensa frente a una representación inconciliable. aunque en uno de sus casos. 1984). Pregunté si durante el viaje se había representado la triste posibilidad (de que su hermana muriera).

genuina. y que. todas las que abordé se me mudaron en histerias de defensa. pero siempre pude demostrar que el llamado estado hipnoide debía su segregación a las circunstancias de imperar en él un grupo psíquico escindido con anterioridad por vía de defensa. Todo lo anterior nos permite llegar a la siguiente conclusión. Yo entendía las cosas menos científicamente. El mismo Freud ya había resaltado la discrepancia teórica entre ellos.. en tal caso. Pero. Cit. 74 .. Existen discrepancias evidentes entre los dos Op. pp. la defensa sea lo primario (Pág. 2. autores. 291). y el otro con mayores matices neurofisiologistas y de consecuencias mecanicistas.. En mis casos sucedía esto a veces. No es que nunca haya tropezado con síntomas de los que pudiera demostrarse que se generaron en estados de consciencia segregados. 1. Vol. Es claro que las observaciones de Breuer sobre la histeria conducen a resultados mecanicistas: el lugar central que le otorgó a la hipótesis de los estados hipnoides hizo que las remisiones a los conceptos de la fisiología adoptaran un matiz diferente del que él inicialmente se propuso. No. (en el sentido de las ciencias físico-naturales). 01 . En suma: no puedo aventar la sospecha de que histeria hipnoide y de defensa coincidan en algún lugar de sus raíces.Revista de Psicología GEPU. pronto mi doctrina de la defensa se contrapuso a la teoría de los estados hipnoides de Breuer74. Pero. Tienen que ver precisamente en el modo de interpretar los fenómenos histéricos: uno de preeminencia psicológica. Pág. el hecho de que haya sido un escrito con autoría común no significa que cada una de las disertaciones ahí plasmadas sean puntos de vista que ambos autores compartan y acepten de igual manera. aún fisiológica. quería explicar la escisión del alma de los histéricos por la incomunicación entre diferentes estados de ella (o estados de consciencia como decíamos entonces) y así creó la teoría de los ‚estados hipnoides‛. (Breuer) prefería una teoría. por así decir.206. 11. 2010. discernía dondequiera inclinaciones y tendencias análogas a las de la vida cotidiana y concebía la escisión psíquica misma como resultado de un proceso de repulsión (repulsión-atracción es la pareja de términos que designa las fuerzas básicas de la mecánica clásica) al que llamé entonces ‚defensa‛. y más tarde ‚represión‛. Hice un efímero intento de dejar subsistir los dos mecanismos el uno junto al otro.. Freud. por lo cual forzosamente quedarían excluidos de su recesión en el yo. Contribución a la teoría del movimiento psicoanalítico.

to formulate an adequate physiological scheme but. sin embargo la insuficiencia de la psicología parecía justificar breves referencias a posibles factores fisiológicos). Freud consistentemente busca enfatizar en explicaciones psicológicas e insiste que es imposible. esas categorías estaban inscritas en una modalidad general de interpretación psicológica. y el punto uno a su mecanismo.. Pág.ISSN 2145 . Quizá el no rechazo directo inicial a la idea de los estados hipnoides haya ocurrido por este motivo: The references to neurophysiology reflect Freud’s continued belief that not all the phenomena of hysteria could be explained solely in psychological terms and that a physiological model would ultimately be required.. 25. 75 Op. Uno puede responder esta pregunta si toma en consideración dos hechos que es lícito emplear como bien certificados: 1. 1984). Que la enferma oponía una gran resistencia al intento de establecer la asociación entre el grupo separado y sus restantes contenidos de consciencia.. Levin. Cit. podía ser explicada por la fisiología. y 2. vale decir. seria requerido. sólo Op. la revuelta del yo a conciliarse con ese grupo de representación. Cit. Freud. Freud‟s early. 76 Las intelecciones neurológicas estaban entonces dirigidas a crear medios para poder pensar los mecanismos de la histeria. nacida “por exclusiva iniciativa de Breuer‛75. en ultimas. Freud aseguró que su mecanismo típico.. En el caso específico de la histeria. Que los dolores histéricos se generaron al mismo tiempo que se formó aquel grupo psíquico. esto es.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Aún más. ‚la capacidad para la conversión‛. en otro texto aseguró que la hipótesis de los estados hipnoides fue ‚ociosa y despistante”. al menos actualmente. Fragmento de análisis de un caso de histeria. El motivo era el de la defensa. Sin embargo. el mecanismo era el de la conversión. afirmando: el punto dos contiene la referencia al motivo de escisión de la consciencia. formular un adecuado esquema fisiológico. En . the insufficiency of the psychology seemed to justify brief references to possible physiological factors76. Freud en los ‚Estudios‛ presentó una esquematización en el que integró magistralmente estas dos líneas de análisis. No obstante. (Las referencias a la neurofisiología reflejan la continuada creencia de Freud que no todos los fenómenos de la histeria podían ser explicados únicamente en los términos psicológicos y que un modelo fisiológico. en lugar de los dolores anímicos que ella se había ahorrado emergieron los corporales (Freud. Freud consistently chose to emphasise psychological explications and insisted that it is impossible at least presently. Nuestra concepción de la histeria conjuga ambos factores con el hecho de la escisión de consciencia. aprehensibles según Freud con categorías fisiológicas.

hasta que se presentó una vivencia. Pág. No. de sofocarla80. 01 . Cit. El fundamento para la histeria sólo era discernible en los parámetros que brindaba la psicología. 48. ‚pilar fundamental sobre el que descansa el edificio del psicoanálisis. Op. una representación. pp.La escisión del contenido de consciencia es la consecuencia de un acto voluntario del enfermo. Freud. como hará tiempo después.. es el nombre del texto en el que expone las posibilidades explicativas que brinda la hipótesis de la defensa. Contribución a la historia. 2010.. una sensación que despertó un afecto tan penoso que la persona decidió olvidar79. (Los) pacientes por mí analizados gozaron de salud psíquica hasta el momento en 77 78 que sobrevino un caso de inconciliabilidad en su vida de representaciones. de muchas fobias y representaciones obsesivas. 49. consecuencia. en ese periodo. Y señas de tal convicción lo demostró al reconducir a la misma base psicológica otras enfermedades nerviosas. Ahora bien. y las afectadas se acuerdan con toda precisión deseable de sus empeños defensivos.. ‚Las neuropsicosis de defensa.. Pág. Vol. ensayo de una teoría psicológica de la histeria adquirida. de su propósito <<de ahuyentar>> la cosa. es decir.. su pieza más esencial‛77: ‚. Las Neuropsicosis de defensa.) representaciones inconciliables nacen las más de las veces sobre el suelo del vivenciar y del sentir sexuales. (Las. Cit. vale decir. Neurosis actuales será el nombre que años más adelante utilizará para las neurosis cuya 79 80 Op. es introducida por un empeño voluntario cuyo motivo es posible indicar‛78. Es claro que Freud no intentó generalizar la noción de defensa ni al conjunto de la histeria. en los anteriores y en los subsiguientes. las neuropsicosis de defensa eran uno de los dos grandes grupos taxonómicos en los que Freud reunió cierto número de afecciones psiconeuróticas. no se prueba con ello que la comprensión mecanicista era el esquema de entendimiento para sus hallazgos en la clínica.Revista de Psicología GEPU. 2. 1. y ciertas psicosis alucinatorias‛ (1894).. ni al conjunto de todas las entidades clínicas.206. Freud. Pág. Ibid . Estos son los puntos capitales de la teoría que desarrolla en el texto ‚Las neuropsicosis‛. con traer a colación todas las declaraciones neurológicas que Freud haya hecho con respecto a la histeria y a las otras entidades clínicas. 15. de no pensar en ella. Ibid.

siendo el más conocido ‚El esquema sexual‛86 del Manuscrito G. Manuscrito E. se sitúa en lo físico. Pág. si no eran hechas con prontitud las correcciones del caso. 239-242 . Se presenta en combinación típica con angustia grave‛82. Las neurosis eran. en resumen. Pág.ISSN 2145 . Cit. Por tanto. Freud. Su fuente es la masturbación. Ibíd. Así aseguró que la angustia se generaba simple y llanamente por la acumulación de libido. Para Freud. 85 86 Ibíd. En este sentido. Ahora bien.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle etiología se debía buscar en los desórdenes actuales de la vida sexual y no en acontecimientos importantes de la vida pasada. Manuscrito G. en estas consideraciones. las diferentes afecciones neuróticas. cuando intentó dar cuenta del mecanismo mediante el cual operaba ese modelo neurológico. 219 Ibíd.. lo que produce angustia es un factor psíquico de la vida sexual‛81. Así.. producían algunas alteraciones en el sistema nervioso que terminaban por originar. 229. ‚La neurastenia de los hombres es adquirida en la pubertad y sale a la luz en la tercera década de vida. meros elementos fisiológicos: los efectos de su ejercicio. conllevaba para Freud. dijo de cada una de las tres entidades que integran las neurosis actuales: ‚La melancolía se genera como acrecentamiento de neurastenia por masturbación. ‚La fuente de la angustia no ha de buscarse dentro de lo psíquico. ‚perturbaciones del equilibrio por una descarga dificultada”84. La angustia ha surgido por mudanza desde la tensión sexual acumulada”85. Lo que lo condujo a pensar que el mecanismo para su formación debía entenderse sólo gracias a concepciones de tipo somático y no psicológico. Lo que él bosqueja no fue simplemente la descripción de un organismo sufriendo las 83 84 Op.. Pág. Manuscrito D. plasmando sus intentos en varios de los manuscritos enviados a Fliess. ‚. Pág. Freud señaló que los síntomas de estas neurosis no constituían una expresión simbólica de un conflicto psíquico. El factor señalado aquí. la neurastenia y la melancolía. 226 Ibíd. la sexualidad. grupo conformado por las neurosis de angustia. 221. no terminó por excluir en sus consideraciones al sujeto. Pág. 231 Ibíd. cuya frecuencia es absolutamente paralela a la frecuencia de la 81 82 neurastenia de los hombres‛83.. en ese entonces. cuando era realizado de modo no adecuado. Págs. durante esa época la hipótesis de la defensa no se convirtió en definitoria para este grupo taxonómico. Manuscrito B. Manuscrito E. poco ayudaban puntualizaciones psicológicas.

consecuencias de una enfermedad. 3. Pág. . 1. Estas neurosis. Angustia de los mojigatos. angustia87. en la neurosis de angustia esa mudanza sobreviene. de un desvío psíquico. un rehusamiento psíquico. 232.. que imposibilita el procesamiento de la tensión sexual. recibían todo el influjo de la vida anímica. Así. Angustia del coitus interruptus en mujeres. Se trata. Angustia del coitus interruptus o reservatus en los hombres. artificialmente se establece una enajenación entre acto físico-sexual y su procesamiento psíquico. alcanza su valor de umbral con el que puede despertar afecto psíquico.. y viene a sumarse una desautorización psíquica como resultado secundario de la educación. Vol. Angustia de abstinencia forzosa. No. Es el caso de la defensa. pero por razones cualesquiera el anudamiento psíquico que se le ofrece permanece insuficiente...: La tensión física crece. Por tanto. 2. la tensión física no ligada psíquicamente se muda en. pp. 2. tales mujeres se crean las más de las veces. a la que se procuró descubrir sus mecanismos causales. 4.206. las neurosis actuales no se constituyeron en dolencias fundamentadas en desafortunadas y fortuitas intoxicaciones. .. otra vez. Aquí. O su presencia es insuficiente. pues a la atención se le impone otra meta y se le ataja. Manuscrito E.. 2010. 1. Siguiendo esta perspectiva. Muy en oposición a lo que en un primer momento pudiera leerse en algunos de sus párrafos. En realidad es lo mismo. para no caer en tentación.. afecciones psiconeuróticas al fin y al cabo... 5.. 01 .. tras rehusamiento psíquico. Si la reacción específica no puede producirse. Ahora bien. 6... Se explica por el hecho de que al acto singular no se le puede procurar un placer psíquico suficiente. El procesamiento de la tensión psíquica. se vuelve perturbadora. Angustia de la potencia en disminución o de la libido insuficiente. lesiones. 7. A partir de cierto valor. infecciones o taras hereditarias. una tensión sexual despierta libido psíquica. pero no hay todavía fundamento alguno para su mudanza. pues.. una enajenación psíquica. es imposible llegar a la formación de un afecto sexual porque faltan para ello las condiciones psíquicas. Aquí el ámbito de representación destinado a acoger la tensión psíquica no está todavía presente... rehusamiento psíquico directo.. crece desmedidamente la tensión psicofísica..Revista de Psicología GEPU. Freud registra los casos en los que se desarrolla el afloramiento de la angustia.. Angustia de 87 Ibíd. que luego lleva al coito. Angustia virginal..

excluyente del ámbito de lo que cotidianamente se conoce como la vida psíquica.. no era. las consideraciones a las que apeló eran típicamente las que se ofrecen en la vida anímica.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle los hombres que sienten disgusto.. Estos. Esa problemática proveyó de motivos para intentar producir una teoría eminentemente fisiológica en el año de 1895. como se acaba de ver. is anxiety neurosis simply the pathological result of continous. Pero. and yet it seemed impossible to argue that anxiety neurosis involves a mechanism distinctly different from normal inhibition. Pág. El mecanismo ahí operante obviamente sólo podía ser dado en términos fisiologistas. Op..... ... He now regarded repression as a distinct and wholly pathological process. Su teoría de las neurosis actuales. 157.. el porqué una persona decidiera ejecutar algunas practicas sexuales. the distinction between repression and inhibition was blurred. mostraron apelaciones a consideraciones fisiológicas. Freud‟s early. Sin embargo. En estas teorizaciones la angustia era concebida como un corolario de ciertas prácticas sexuales. Las mayores tematizaciones neurológicas se dieron entonces para comprender los mecanismos intervinientes en 88 la transformación de la energía sexual en angustia. Para Freud era claro que la angustia emergía a consecuencia de la transformación de la energía sexual acumulada. los antecedentes del Proyecto. Cit. pero todas ellas inscritas en un marco psicológico general.ISSN 2145 . pues. Pág. y para las neuropsicosis de defensa por otro.. por un lado.¿es la neurosis de ansiedad simplemente el resultado patológico de una continua y prolongada inhibición? Este punto de vista es insostenible si Freud deseaba mantener que la conversión 89 Ibid. resultó después difícil de conciliar las hipótesis empleadas para ellas. dependía de la realización o la abstención de formas particulares de la actividad sexual... (“El ahora indicó a la represión como un distinto y completamente patológico proceso. Sin embargo. la distinción entre represión e inhibición fue borrada. cuestión que era a su parecer la esencia de las neurosis actuales. En este punto.: the project for a scientific psychology89.. con el desarrollo de su modelo de la neurosis de la ansiedad. were the major inspiration for Freud’s excursion into psychophysiology during 1895. 233. these problems generated by Freud’s studies of the simple neuroses. with the development of his model for anxiety neurosis. neurasténicos abstinentes88. prolonged inhibition? This view is untenable if Freud wished to maintain that conversion is the result of a unique pathological process. But. Es decir. exclusivamente fisiológica... Freud de ningún modo lo explicó mediante consideraciones fisiológicas. Levin..

conforme empiezan a transcurrir las páginas del escrito. cuya ausencia no cambiaría nada en el decurso psíquico. 326. Vol.206. pp. 2010. He tenido que elaborar los problemas de la cualidad. Sólo que ese intento le exigió mucho más de lo que inicialmente había presupuestado: La psicología es realmente un calvario para mí. los expedientes generales que constituyen el estudio de la psicología. consciencia es el lado subjetivo de todo acontecer psíquico. y es por tanto inseparable del proceso anímicofisiológico.Revista de Psicología GEPU. En este orden de ideas. en el análisis de los procesos patológicos y en los decursos psíquicos normales.. cosas mucho más sanas. Según otra doctrina. en veintiún apartados. y sin embargo parece imposible argüir que la neurosis de ansiedad involucra un mecanismo distinto de la normal inhibición. Entre ambas se sitúa la El Proyecto fue escrito entre septiembre y octubre de 1895. sin más para todo mecanicista. Pág. Según una avanzada teoría mecanicista... todos ellos fundamentados en bases fisiologistas y es el resultado de un proceso patológico sin igual. por cierto. Después de todo yo sólo pretendía explicar la defensa. Cit. 2. La conciencia es. fueron la mayor inspiración para la incursión de Freud en la psicofisiología durante 1895:el proyecto para una psicología científica”).. No. . Por ejemplo. La segunda y tercera parte del texto es un intento por aplicar los supuestos de la primera sección. Unas palabras sobre la relación de esta teoría (la de Freud) de la conciencia con otras. 01 . surgen rasgos que no resultan característicos de quien se supone es dominado estrictamente por una visión mecanicista. un epifenómeno. Freud. Freud adopta una posición intermedia al respecto. Estos problemas generados por los estudios de Freud de la simple neurosis. En la primera encontramos los principios sobre los cuales desarrolla su discusión. reclama el mayor interés el hecho de que Freud se muestra renuente a adoptar claramente en uno de los puntos claves de este asunto la perspectiva obvia que le correspondería por ser guiado por ímpetus materialistas. decide tratar de abordar la hipótesis de la represión en términos fisiologistas. Proyecto. mecanicistas. Ahí aborda. 90 Op. la consciencia es un mero añadido a los procesos fisiológicopsíquicos.. la psicología entera90. 1. Ahora bien. el dormir. Freud interesado por definir la relación entre la represión y la excitación sexual somático. jugar a bolos o juntar hongos en el campo son.. la memoria: en suma. pero hallé que eso me llevaba a explicar algo que pertenece al núcleo de la naturaleza. En cambio. Contiene tres secciones.

ISSN 2145 . entre otros.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle doctrina aquí desarrollada. el yo llegaría demasiado tarde para contraponérsele92. y el yo se entera demasiado tarde. es una flagrante contradicción. 93 Ibid 91 92 . después de definir al yo como una red de neuronas investidas. a saber. sino que incluye la ausencia de la contribución al sistema w91. una manifestación de procesos automáticos. 406. En el Proyecto Freud rompe en realidad con el materialismo de sus maestros helmholtzianos al proponer un ‚yo‛ decididamente no mecanicista capaz de percibir señales de displacer. El proyecto propone un ego observador como un primer motor. Y continúa afirmando: ‚Aquí no es ninguna percepción. Pág. que el medio desencadenaba. El comportamiento del individuo no fue entonces para Freud en este periodo. En consecuencia. Freud lo liga a cada una de las facultades psíquicas por él tratadas y lo hace partícipe en casi todos los procesos mentales. de los procesos w. Pág. reflejos. Si una investidura que desprende displacer pudiera escapar a la atención. sino una huella mnémica. y la ausencia de la consciencia no deja inalterado al acontecer psíquico. ni siquiera en el Proyecto. Ibid. en las secciones ulteriores hace una descripción del funcionamiento del yo en un lenguaje de ningún modo fisiologista: Para el yo se trata de no consentir ningún desprendimiento de afecto. En este sentido. la que inesperadamente desprende displacer. ligera resulta ser la apreciación que declara que en el proyecto la psique ha sido pensada por Freud como un ‚aparato reflejo pasivo‛. Su mejor herramienta para esto es el mecanismo de la atención. de juzgar diferencias cualitativas (como las que hay entre la realidad y la fantasía). ha consentido un proceso primario porque no lo esperaba”93. Aún más curioso es que. tal como señala. 356. es él quien viene a determinar la forma final como se va a resolver un proceso. 54). porque como él mismo lo resalta. porque así consentiría un proceso primario. Conciencia es aquí el lado subjetivo de una parte de los procesos físicos del sistema de neuronas. y adoptar medidas reparadoras (Pág. Wallwork (1994). El yo es un concepto que se encuentra por doquier en este texto. el que quiere y el Ibid.

mediando la aplicación de unas pocas fórmulas psicológicas. que el asunto de las neurosis sólo podía ser explicado al modo como los poetas nos lo muestran: No he sido psicoterapeuta siempre. en diagnósticos locales y electroprognosis. por así decir. Y si esta conclusión es viable en el escrito paradigmático de la supuesta mirada físicofisiologista. mecanicista o no. pp. es que el diagnóstico local y las reacciones eléctricas no cumplen mayor papel en el estudio de la histeria. Así pareciera que Freud llegó a la misma puntualización que Lacan. había logrado: ‚En toda concepción organicista del psiquismo se halla siempre disimulado “el hombrecito que hay en el hombre”. en los periodos iníciales del psicoanálisis. en conversación con Henry Ey. tal como lo dice James Strachey. 1988). 1984). como otros neuropatólogos. 2010. a las que intenta dar cuenta mediante una hipótesis etiológica que involucra al tipo de vivencia sexual que se ha sufrido en la infancia. un homúnculo vitalista con cierto grado de autonomía94. se dedicaba igualmente a consideraciones de innegable importancia psicológica. 95 En innumerables escritos de comentaristas de la obra de Sigmund Freud. Citado por Wallwork. sino que me he educado. desautorizado por su creador. 01 . obtener una suerte de intelección sobre la marcha de una histeria (Freud. más que alguna predilección mía. 94 A MODO DE CONCLUSIÓN Ibid. y por eso a mí mismo me resulta singular que los historiales clínicos por mí escritos se lean como unas novelas breves. Esta es una situación de fácil comprensión. y velando porque la máquina respondiera‛ (Lacan. desde varios años atrás.206. qué no se puede afirmar entonces de los otros ensayos publicados. conocido como “Un cuento de navidad”. Por eso me tengo que consolar diciendo que la responsable de ese resultado es la naturaleza misma del asunto. que conoce a final de cuentas y.Revista de Psicología GEPU. Un hecho llamativo fue que el mismo día en que envió a Fliess las correcciones realizadas al Proyecto. mientras que una exposición en profundidad de los procesos anímicos como la que estamos habituados a recibir del poeta me permite. y de ellos esté ausente. después del cual le suscitaron los mayores sentimientos de extrañeza por lo allí planteado95. Como quiera. 54. Pág. Así pues. En este ensayo Freud muestra sus reflexiones sobre las neuropsicosis de defensa. un esbozo inconcluso. el padre del psicoanálisis es presentado como alguien que ha producido con su teoría la revocación . Vol. 2. le fue enviado también el famoso manuscrito K. el Proyecto fue. Holt. No. 1. puesto que ya había intelegido. a la par que incursionaba en un terreno fisiológico. el sello de seriedad que lleva estampado lo científico. Nota 38. redactado en un momento bien específico. por consiguiente.

El artículo tuvo la intención de sopesar la validez de tales consideraciones en uno de los aspectos enunciados anteriormente. Miedo a la libertad. P. originándose así una comprensión bifurcada de la experiencia freudiana. Estas serán cuestiones a tratar en otros escritos. el psicoanálisis ha sido reconocido como una teoría que ofrece toda una serie de justificaciones que permiten desculpabilizar a cualquier clase de acción realizada. S. Obras Completas. mostrada en sus casos clínicos. y hasta se oponía a los principios que supeditaban la psicología corriente de la praxis humana. en los padres o en la sociedad donde nació y creció.ISSN 2145 . con predominio de una estructura conceptual hecha sobre la base de significados y motivaciones. al menos tal como esta existió de 1900 a 1919. se asegura que él. (1988). Génesis de los conceptos freudianos. en la que se presentaba de un lado su práctica clínica. Fromm. E. de ‚pulsión‛ y de ‚aparato psíquico‛. con citas escogidas de textos de Freud. en un lugar exterior a él. Falta. por ejemplo. de un teorizar formulado a través de metáforas y categorías neurológicas o fisicalistas. Se reconoce que en el tema del mecanicismo atribuido a Freud con esta exposición no queda agotada la discusión. Colocado el fundamento de la acción por fuera del individuo. con toda lógica. Aquí se ha partido del supuesto de que tales ideas tergiversan profundamente las cuidadosas formulaciones freudianas. y por el otro. Así por ejemplo. Buenos Aires: Paidós. Variados autores como Wallwork (1994): señalan que la metapsicología. (1981). pues se asegura que Freud la acometió intentando situar su descubrimiento en los parámetros propios de las ciencias naturales. desaparece.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle de la responsabilidad de los individuos respecto a su hacer. La histeria. en sus conceptos de ‚determinismo psíquico‛. en los genes. que él desarrolló en el tiempo posterior al tratado en este escrito. en el cuerpo. hacer las aclaraciones pertinentes en relación con la metapsicología. la responsabilidad del sujeto por lo que hace. REFERENCIAS Bercherie. . Amorrourtu. estaba dispuesta de modo tal que prescindía del empleo del lenguaje intencional. En efecto. postuló las premisas ineludibles e inexorables que gobiernan la praxis humana. (1984). Freud. Argentina: Paidós.

). Laplanche. D. M. (1985). 01 . Diccionario de Psicoanálisis. Escritos I. No. J. . (1994). Argentina: Siglo XXI. J.206.. 2010. 2. Wallwork. Edición. University of Pittsburgh Press. 1. La Revolución psicoanalítica. Barcelona: Labor. E. Robert. México: Fondo de Cultura Económica. Argentina: Manantial. (1981).Revista de Psicología GEPU. México: Fondo de Cultura Económica. (s. Rabinovich. Lacan. Kenneth. El Psicoanálisis y la Ética. J.f. Freud’s early prsychology of the neuroses. (1988). & Pontalis. E. pp. Freud. Vol. Barcelona: Anagrama. L. (1996). Jones. El concepto de objeto en la teoría psicoanalítica. (1978). 3ª.

6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Nombre de la Obra: SOLITARIO Artista: JENNIFER MANRIQUE Año: 2010 .ISSN 2145 .

1 (2). Palabras Claves: Duelo. como parte constante de la vida de todo hombre. Profesor Asociado al Departamento de Psicología de la 97 Universidad Nacional de Colombia. 01 . 2. C. se han constituido como un tema de especial interés para el abordaje psicológico desde diferentes perspectivas. perdón y venganza. El trabajo realizado supone frente a este hecho. cuando la pérdida que generó a este último.Revista de Psicología GEPU. Ofensa. Vol. independientemente si su naturaleza es tangible o intangible. No.173. Sin embargo la literatura psicológica ha centrado su atención en la naturaleza del objeto perdido.edu. Perdón. Dignidad. a96b97 Elaboración de Duelo en la Pérdida Simbólica: 96 El Caso de la Dignidad Claudia Marcela Pinzón Menguán97 Universidad Nacional de Colombia Recibido: 22 de Julio de 2009 Aprobado: 9 de Diciembre de 2009 Referencia Recomendada: Pinzón. específicamente. (2010). está situada del lado de lo intangible. que se inviste todo aquello que sea percibido como propio. 1. 2010. que la intensidad del duelo no depende de la naturaleza del objeto perdido sino de la carga libidinal investida sobre el objeto que se pierde. es el cómo se caracteriza el proceso siguiente a la pérdida de algo de orden simbólico. 96 Trabajo elaborado bajo la Dirección del Profesor Emilio Meluk.co . Es por ello que el cuestionamiento que aquí nos ocupa. de la dignidad. considerada como el magno exponente en cuanto a pérdidas se refiere. ofensa. Ante este panorama. 129 . dignidad. pp. Revista de Psicología GEPU. Elaboración de duelo en la pérdida simbólica: el caso de la dignidad. 96 97 Psicóloga de la Universidad Nacional de Colombia. Para realizar la caracterización de la elaboración de este tipo de pérdidas se propone un recorrido y una articulación entre conceptos como duelo.206. Resumen: Las pérdidas y su proceso de elaboración. Venganza. Consecuentemente es posible afirmar. Correo electrónico: cmpinzonm@unal. por ello este proceso psicológico se ha definido con relación a la muerte. surge la inquietud sobre las implicaciones que tiene la elaboración del duelo.

considerada la mayor separación en la existencia del hombre. la cual. es un concepto en el que confluye tanto el modo en el que una comunidad o estructura colectiva aborda la temática de la muerte (pérdida por excelencia) como la dimensión absolutamente particular de cada caso. visión que en parte sujetó la definición de este proceso psicológico a la muerte de un ser amado. no son equivalentes a los sucesos reales. 1998). supone una pérdida y esta última implica necesariamente su elaboración. relaciones. El acercamiento al fenómeno del duelo ha tenido especial énfasis en la precisión de la pérdida. ineludiblemente.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle INTRODUCCIÓN La vida del hombre está trazada. desde la cuna hasta la tumba el desprendimiento y la pérdida de distintas circunstancias. Esta perspectiva permite abordar la elaboración del duelo desde la óptica de la carga libidinal investida sobre el objeto que se pierde y no desde la naturaleza de la pérdida. esto es.ISSN 2145 . desde una perspectiva psicodinámica. tanto en la elaboración de la agresión destructiva producto del escenario de la separación. Sin desconocer la objetividad y la realidad de los hechos. Este valor que se atribuye al objeto está supeditado por la historia singular de cada quién y por la configuración de su subjetividad. En consecuencia con esto y acogiendo la propuesta freudiana de entender al duelo como la ‚reacción frente a la pérdida de una persona amada o de una abstracción que haga sus veces” (Freud. Al respecto Capponi (1999). etapas. resulta insuficiente para explicar las características del duelo y las manifestaciones que lo definen. el duelo no es un proceso patológico sino una reacción ‚normal‛ ante el evento. objetos y personas atraviesan su historia. como en el valor que se le atribuye al objeto perdido independientemente de la naturaleza del mismo. enfrentarse al dolor de la pérdida y gestionar de modo constructivo la misma. al aproximarse al tema pone el acento. 1915). por sí sola. por ende. Toda separación. ‚sino más bien depende de la experiencia subjetiva” (Ortiz. Las pérdidas son experiencias de carácter universal. la cual se produce gracias al trabajo que el duelo opera. por una constante separación. sin embargo. es posible . es claro que la pérdida y su valoración.

Ésta hace parte de un conjunto de supuestos. Luego de retomar. esto con el fin de observar la ruta que transita este concepto hasta ubicarse como una noción particular en cada quien. Es por ello que el cuestionamiento que aquí nos ocupa. a la dignidad. se inviste también todo aquello que sea percibido como propio. pp. se desarrolla la caracterización de la dignidad como objeto susceptible de perderse y se expone la dinámica de constitución psíquica de la misma. Posterior al intento de conceptuar la dignidad en un marco que se reduce de lo universal o lo particular. Sucesivo a esto. como el honor. los condicionantes que facilitan o perturban el proceso y la connotación que imponen los tipos de pérdidas.206. resolución a su proceso de duelo. Vol. cuando la pérdida que generó a este último. independientemente si su naturaleza es tangible o intangible. A propósito de aquello intangible. las fases del duelo. . surge la inquietud sobre las implicaciones que tiene la elaboración del duelo. Es sobre esta última de quien interesa comprender su configuración individual. se despliega el recorrido hacía las posibilidades con las que cuenta el doliente para dar continuidad y. es el cómo se caracteriza el proceso siguiente a la pérdida de algo de orden simbólico. son las condiciones más importantes que facilitan o perturban la resolución del proceso de duelo en torno a la dignidad como objeto perdido. A lo largo del primer capítulo de este documento. el prestigio o la identidad que si bien no son definidos claramente. pues es a la que se pretende aludir al hacer referencia a una posible pérdida. no se pone en duda su existencia. 2010. 1. 2.Revista de Psicología GEPU. Ante este panorama. afirmar que no sólo se inviste la relación con un otro. Éstas son el perdón y la venganza. las que considero. Se describen en este apartado. se presenta un recorrido sobre la noción de dignidad humana generalizada. está situada del lado de lo intangible. ya que la carga libidinal investida sobre este tipo de pérdidas discrepa en cierta medida de la que puede investirse sobre un otro amado. 01 . No. el segundo capítulo rinde cuenta de los elementos básicos que caracterizan la elaboración de una pérdida. se ha seleccionado para la caracterización del proceso de duelo. quizá.

definir de manera objetiva esta noción. a manera de conclusión. donde la dignidad atañe a la no prolongación de la vida por medios artificiales. es posible entender la dignidad en términos de buenas condiciones de vida. Siguiente a la consideración del perdón. que si bien no son definidos claramente. implica un camino polisémico. las derivaciones producto de la revisión realizada y la articulación de los conceptos fundamentales en torno al proceso siguiente a la pérdida de algo de orden simbólico. la perdida de dignidad. decencia y decoro. I. cuando la justicia institucional llega sin resultar suficiente.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle En el capítulo tres. de reducción de todas las formas de dolor (esto para el campo clínico o asistencial) o de pudor. en el cuarto capítulo se da paso al abordaje de la venganza. DIGNIDAD Uno de los conceptos fundamentales que rara vez se pone en cuestión en la vida cotidiana es la Dignidad Humana. se abordan. Continuo a esto se exponen las consecuencias psíquicas que trae consigo el acto de perdonar y la naturaleza del mismo. de múltiples interpretaciones y de igual número de objeciones. al alivio del padecimiento gracias a las terapias de dolor. o al no ocultamiento . se estipula el sustrato que nutre el deseo de venganza y la dinámica psíquica desencadenada antes y después de materializar el deseo de destrucción del otro. o se hace inaceptable perdonar. ésta hace parte de un conjunto de supuestos. Finalmente se presentan. Esto sin profundizar en expresiones aun más complejas como el morir dignamente. sin acudir a argumentos antropocéntricos o teológicos. Asimismo se busca entender de qué manera el perdón puede instaurarse como una de las posibilidades con las que cuenta el doliente para la resolución de su duelo. no se pone en duda su existencia. en primer lugar. los cuestionamientos que han nutrido las diversas aproximaciones al perdón y las respuestas que desde diferentes perspectivas se han ofrecido a los mismos. Para ello. específicamente. de autonomía o libertad. en el cual se pretende aclarar si ésta puede constituirse como una posibilidad de resolución del duelo. Pese a esto.ISSN 2145 . Por ejemplo. es decir.

forma abstracta del adjetivo dignus. Algunas nociones La dignidad carga sobre sí. empezando antes de esto. por su etimología. Aristóteles (en Andorno. Para entender un poco la evolución del concepto. de la situación en la que se encuentra un paciente. Etimología La palabra dignidad proviene del latín dignitas. cuyo significado es decoro. la prosa política. interés que ha tenido varios momentos históricos y discusiones de orden teológico-moral. cualidad superior o excelencia. la dignidad poseía dos acepciones. pues desde épocas remotas en la filosofía griega se mantuvo un interés por la formulación teórica de este problemático concepto. sitúa la dignidad del ser humano en el grado de excelencia consecuente de estar dotado de alma racional. De aquí podemos decir que la dignidad actúa como distinción de cada ser humano con relación a los seres no humanos. 1. No.Revista de Psicología GEPU. 2001) de donde es posible inferir que la dignidad es algo que se percibe en otro y/o en uno mismo. 1998). lo que le hace más digno de respeto. una larga tradición en la historia del pensamiento de occidente. razonar y elaborar ciencia y esto ya le adjudica una categoría superior frente a los demás seres. pp. la clínica o la ética permiten el reconocimiento de la complejidad del concepto. es necesario hacer un recorrido por algunos de los principales discursos de la dignidad. 2. Vol. por ejemplo. 01 . uno es el de los talentos o méritos y otro es el de la ciudadanía. 2010. La multiplicidad de significados en torno a la noción de dignidad y los diferentes ámbitos o espacios donde ocupa un lugar protagónico como la religión. Ésta faculta al hombre para pensar. Complejidad que data de tiempo atrás y que incrementa con el cambio contextual y cultural. El mismo Aristóteles señala que existen dos niveles de excelencia. En este último nivel los ciudadanos griegos poseían entre sí una igual dignidad que no era atribuida a los . ya en esta época.206. honrado o respetado” (Diccionario RAE. Sin embargo. El diccionario la define como ‚la calidad o el estado de ser valorado.

lo que le hace alcanzar el estatus de arquitecto de su propia vida. la dignidad que distingue al hombre es su libertad y la posibilidad que ésta le confiere de crear su propio mundo. capaz de superar la naturaleza y de crear arte y ciencia. Esta época hace descansar la dignidad del hombre sobre el concepto de la libertad. Ante la inquietud formulada en el renacimiento sobre la fuente válida de cocimiento y como resultado de la discrepancia entre el Racionalismo y el Empirismo surge en la época moderna la posición Kantiana en la cual la autonomía moral. 1998). 2005). Para este autor. de transgredir los límites fijados en su especie actuando bajo su propia voluntad.ISSN 2145 . Con el tránsito al renacimiento se centra la atención en la individualidad del hombre y en la capacidad de éste para actuar. Aquí ya la dignidad tiene una función de distinción entre los hombres.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle demás humanos. los estoicos. Santo Tomás (en Andorno. la calidad de sujeto y la unicidad de cada individuo desempeñan un rol central en la comprensión del hombre. . ni al hombre como uno de los seres de ésta. ya que debe sustentarse en los contenidos de la fe y son éstos los que hacen al ser humano digno. Pico della Mirandola (en Torralba. Con la llegada del mensaje cristiano a la cultura de occidente se da el paso a la edad media. así como el poder de acceder al orden cósmico y esto lo hace más digno que el resto de criaturas naturales. y es precisamente en este punto donde reside la dignidad del ser humano. señala cómo el hombre es capaz. En este contexto se comprende al ser humano como una creación a imagen y semejanza de Dios. opera como un distintivo social. sin embargo señala que el hombre fue creado ‚libre‛ por Dios. Al respecto. acuñan que la racionalidad del humano le permite tener el dominio de sí mismo. Pocos siglos después y sin dejar de mantener la importancia de la dignidad como consecuencia del alma racional. y con ello a la preocupación por la incidencia de Dios en la vida del hombre y del mundo. Su propuesta no desconoce la creación de Dios. el cual le confiere un estatuto particular con relación a las demás criaturas de la creación. dicha razón está llamada a establecer una relación con Dios. Sin embargo. afirma que la razón es un instrumento o don entregado por Dios al hombre. a diferencia de las demás criaturas.

Este es un valor oscilante atribuible a los objetos materiales. como una cualidad trascendental. 01 . Su voluntad le permite. pp. Esta última caracterización se comprende mejor cuando se distingue a la dignidad del valor común a los fines relativos: el precio. Vol. El reconocer que cada ser humano es irremplazable y está dotado de dignidad sitúa la base para el respeto moral de los demás individuos. Posterior a Kant y situado en el marco de la estética y la creatividad. que posee el privilegio de intervenir en la cadena de la necesidad desde de su propia voluntad (Schiller. La dignidad para Kant ocupa el lugar de valor primordial. es decir como un atributo propio de cada miembro del género humano. sitúa a la dignidad en la autonomía del hombre y aclara al respecto que independientemente de los factores externos. valor que no es otorgado por nadie. que trasciende los méritos individuales y las distinciones sociales. incondicional e incomparable. No. Schiller describe al hombre como el único de los seres conocidos. puede sintetizarse que la propuesta Kantiana la entiende. 1785) y no medios usados para algo. Kant (1785) sostiene que es en virtud a la naturaleza racional que cada ser humano está dotado de dignidad. elevarse por encima de la . Cuando Kant se refiere a la dignidad como un ‚valor‛ no lo hace en términos cuantitativos. se refiere a ella como un valor inconmensurable que es propio de los seres racionales. Kant. ya que cada objeto puede tener un precio diferente superior o inferior al contrastarlo con otros. el hombre debe y puede llevar un dominio de sí y una vida digna. 1. En torno a la idea de dignidad. Friederich Schiller (1793) reflexiona sobre la noción de Dignidad. susceptible de ser alterado y comparado. lo que lo eleva a un plano superior con relación a las demás criaturas. entendiéndola como la capacidad de autodominio del hombre frente a sus instintos. sacrificio o reemplazo de algo que esté dotado de dignidad.Revista de Psicología GEPU. En su argumentación. por ello no existe la posibilidad de intercambio. en diferente medida. 2.206. es decir. Para Kant no hay dignidad superior a otra. de las personas. lo que aleja está noción de presupuestos teológicos. a las que distingue por ser fines en sí mismos (Kant. de la humanidad. 2010. 1793) y generar a partir de sí mismo una serie de nuevos eventos. Dicho valor se caracteriza por ser invariable.

expone la dignidad del hombre en el conjunto de la naturaleza. Fichte sitúa la dignidad del ser humano en la capacidad de éste de actuar en el mundo. superar su naturaleza instintiva y. Para ello se vale de la relación entre dignidad y su postulación sobre la filosofía del yo. Schiller la propone como algo que está sujeto al mérito. que tiene la capacidad de introducir un orden armónico en la naturaleza. como lo denomina Schiller. 1998). la dignidad como expresión de un carácter sublime que conlleva a la libertad del espíritu. gracias a la razón que posee. Y es en este punto donde radica la dignidad: la capacidad de dominar los movimientos involuntarios y a partir de esto someter la naturaleza al espíritu. está Habermas (2001) y su planteamiento racional-pragmático. Contemporáneo a Schiller e inmerso dentro del Idealismo Alemán.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle materia. Esta se relaciona con la noción de libertad. Schiller señala que el ser humano puede elevarse al reino divino por medio de sus creaciones. no del libre albedrío. al obrar de cada persona y a la capacidad de controlar sus actos involuntarios.ISSN 2145 . sino de la posibilidad de liberarse de las barreras que hay en la naturaleza humana. Schiller propone la dignidad existencial (1793). donde el hombre hace residir su dignidad especial en el conjunto cósmico. en la posibilidad de relacionarse con los demás hombres y en su intervención activa de orden y armonía. Para terminar el recorrido por algunos de los principales discursos de la dignidad. Con relación a la libertad. esto es cuando se hace presa del peor de los males: la inactividad. Allí este autor parte de la idea que la dignidad es un valor que se atribuye por determinadas razones a una vida . Sin embargo el hombre puede quedar reducido al plano de la cosa o de la naturaleza (no yo) cuando niega la esencia y el destino del hombre mismo. el arte o la música o puede optar por ser eterno esclavo de los sentidos elementales. Schiller connota la dignidad como la expresión en lo fenoménico de la subordinación de lo sensible a lo moral. Es en su característica de principio ordenador. Allí se define al yo como observador y actor de la realidad natural (no yo). a esto último se refiere cuando hace referencia a las barreras de la naturaleza. es decir. La resistencia que el espíritu pone (dignidad) frente al instinto natural no es un atributo intrínseco a todo ser humano. alzarse al reino del espíritu. Jogan Gottlieb Fichte (en Andorno. tanto en la masa inanimada como en la multiplicidad de individuos.

sin embargo de ella se abstraen acepciones concretas pues el estilo de pensar y de actuar es diferente en cada persona. introduce otra discusión no menos intrincada. Como producto de múltiples polémicas en este ámbito Torralba (2005) propone entender el complejo término en función de tres sentidos que es posible observar a lo largo de la historia y que pueden recoger las distintas acepciones que la palabra ha tenido. es merecedora de respeto y acreedora de dignidad. La multiplicidad de significados en torno a la dignidad vuelve a ser escenario de fondo en la discusión que sobre esta noción se da en el terreno de la bioética. Pese a que esta forma de vida no puede considerarse un interlocutor válido en la comunidad de diálogo. este autor alemán. No. emergente o lesionada. es decir que tiene un carácter intrínseco. 01 . 1. apuntando sobre esta última. 2. Con este último argumento. Habermas pone sobre la mesa la discusión sobre aquello a lo que se puede denominar vida. uno Ético y otro Teológico. retomando que toda forma de vida es acreedora de dignidad. lo que la sitúa universal para todos los hombres. pp. en particular y señala que el discernimiento acerca de la dignidad que tienen los humanos.Revista de Psicología GEPU. Vol. Habermas subraya la distinción entre la dignidad (en general) y la dignidad humana. . él extiende este último concepto a la vida embrionaria. independientemente de la forma concreta que este último pueda tener.206. al ser o a la esencia que le anima y le sostiene. para ello acude a la posición Kantiana. Es el valor absoluto que se confiere a todo hombre por el único hecho de existir. Habermas (2001) insiste en que ‚debe guardarse respeto frente a esta forma de vida y a su libertad potencial”. el uso de técnicas de manipulación genética. La dignidad humana universalizada corresponde a la persona como tal. Esta dignidad descansa sobre la idea de perfección o excelencia del ser humano. los animales y las plantas concierne a la comunidad de diálogo. El propone como ideas centrales sobre la dignidad. con la que subraya que la naturaleza humana no puede tratarse como un instrumento sino como un fin en sí mismo. Dignidad Ontológica El sentido ontológico de la dignidad hace referencia a la cualidad inseparable de todo ser humano. que a pesar de no haber un consenso explicito. toda vida humana. 2010. un sentido Ontológico.

Sin embargo. es decir de quien posee un Sentido Moral (Torralba. es una trasgresión a la gracia divina. Derechos Humanos y Dignidad Más allá del recorrido histórico y de la constatación por medio de éste de la pluralidad de significados en torno a la dignidad. La conducta propia de esta dignidad está acorde con lo que el hombre debe ser. es necesario situar algunos hechos que han permitido volver al término de manera inminente. Pese a esto. Esta dignidad es propia de quien tiene una conciencia de sí mismo. 2005). el hombre puede malograr y degradar su dignidad cuando sus decisiones internas se alejan de su alianza con Dios. Este sentido de la dignidad es susceptible de transformarse a lo largo del tiempo. Dios se convierte en la causa primera de la existencia humana y en sostén vital para el desarrollo de la misma. y la capacidad para entrar en relaciones de diálogo. lo que por extensión. gracias al hecho de ser una creación a imagen y semejanza suya. Dignidad Ética Mientras que la dignidad ontológica se refiere al ser. la preferencia de lo verdadero sobre lo falso. sea decisiva para el derecho y se constituya en piedra . lo cual le confiere la gracia de la dignidad. esta dignidad no radica en el ser humano sino en el hecho de ser imagen de Dios. la capacidad para distinguir y elegir el bien del mal. Dignidad teológica Según la antropología teológica el ser humano procede de la intención divina. gracias a su valor intrínseco a la naturaleza humana. de esta manera se constituye por cada quien de acuerdo al ejercicio de su propia libertad. a diferencia de la dignidad ontológica. lo cual le atribuye un carácter absoluto. y que han suscitado que la dignidad tome mayor peso. no sea poseída por todos los hombres de la misma manera. lo que hace que.ISSN 2145 . la dignidad ética se refiere al obrar.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle pero particular en tanto los distingue de las demás criaturas. mediante alguna trasgresión contra sí mismo. En este sentido la dignidad se deriva y esta ceñida al buen actuar. relativa. ya que una de las pautas para su distinción está en la interacción con los otros y en los criterios que contextualmente se definan para discriminar el buen actuar. lo que hace a este tipo de dignidad. El hombre establece con Dios una alianza de amor y de orientación hacia él. La dignidad Ontológica es estática.

gracias al consenso entre la mayoría de las naciones. El artículo primero de la declaración señala: ‚Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos. 01 . y dotados como están de razón y conciencia.Revista de Psicología GEPU. deben comportarse fraternalmente los unos con los otros” (ONU. y el Pacto internacional de Derechos Civiles y Políticos (1966).206. un pasado atroz y humillante para el ser humano. como es el caso del Pacto Internacional de Derechos Económicos. las capacidades o las opciones” (Solari. Sociales y Culturales (1966). 1. 1998). pp. en el primero se hace explicito que la dignidad debe ser entendida como noción . angular para la universalización de los derechos humanos. Vol. 1948). En varios documentos internacionales se repite una y otra vez la idea expresada en la carta de Naciones Unidas sobre el sentido de la dignidad. 2. una guerra sangrienta que como ninguna otra se instauró en la historia de la humanidad como el atentado de lesa dignidad más censurable hasta ese entonces. La Declaración Universal de los Derechos Humanos del 10 de diciembre de 1948 se forja como un texto marcado por la temporalidad y los requerimientos de un momento histórico claramente definido. la dignidad y el respeto. Con el deseo de evitar que algo tan traumático y doloroso fuese padecido por las generaciones venideras. sobre algunos principios básicos que regulasen la convivencia. las cuales no deben verse afectadas por diferencias accidentales o particularidades como lo pueden ser ‚los rasgos físicos. si no pacífica. la Declaración logra materializarse. y denota con esto el que es considerado uno de los universales humanos: la igualdad entre todos los hombres al derecho a un respeto mínimo de su libertad. De esta manera surge la declaración como un acuerdo pragmático entre los pueblos acerca de unos mínimos valores comunes en torno a la libertad. La declaración pretende darle a los derechos humanos una dimensión universal en donde la primacía del respeto a la vida y la exigencia mínima de reconocimiento de la dignidad se convierten en comunes denominadores y se imponen en el diálogo entre las diferentes culturas con sus peculiaridades contextuales y sus diferencias en cuanto las visiones del mundo. su integridad y su dignidad. 2010. por lo menos no sangrienta. No.

es necesario identificar que las exigencias mínimas de reconocimiento y respeto por la vida se expresan de diferentes maneras en lenguajes y contextos culturales distintos.ISSN 2145 . en el cual se expresa el valor único. la dignidad no es un derecho ni un concepto jurídico. independientemente de cualquier cualidad accesoria que pudiera corresponderle. algunos autores como Noëlle Lenoir (en Torralba. absoluto e incondicional que se reconoce en la existencia de toda persona. humillaciones y violaciones propios de cada pueblo. y al igual que en el ámbito de la discusión filosófica. aunque en sí misma. es el reconocimiento de la dignidad de la persona como ‚valor supremo del ordenamiento jurídico” (Peces-Barba. de igual manera la herencia cultural. históricos.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle inherente a cada ser humano: […la libertad. mientras que el segundo lo instaura en uno de sus 53 artículos: Artículo 10o. debe concebirse como un concepto pre-jurídico.‛ Uno de los rasgos que comparten los textos internacionales de derechos humanos. lo que significa que hay una traducción de esos ideales universales según las condiciones propias de una sociedad determinada. inciden en los disímiles matices que la noción de dignidad tiene colectiva e individualmente en diversos lugares. 2005) señalan que esta noción. atropellos. la historia de crueldad. la justicia y la paz en el mundo tienen por base el reconocimiento de la dignidad inherente a todos los miembros de la familia humana y sus derechos iguales e inalienables] (Primer considerando 1996). Es más. ética y hasta religiosa. 1998). se habla de este principio con una “pretensión de universalidad” (Papacchini. intrínseco. ‚Derecho de los privados de la libertad a trato humano y respeto a la dignidad. 2003). prejuicios. De lo Universal a lo Particular El principio de la dignidad es comúnmente aceptado como la base de los derechos humanos y su razonamiento permanece indiscutido a nivel jurídico y político. el constitucionalismo contemporáneo y la filosofía política. Incluso . religiosos y culturales propios a cada sociedad generan configuraciones distintas de la dignidad y de los modos en los cuales se concreta la exigencia de ésta. en tanto fuente de todos los derechos. Sin embargo. Los diferentes contextos políticos. y la identidad que haya conformado él mismo. sociales.

hemos de detenernos a profundizar en el núcleo psíquico de la particularización de la dignidad. toma especial interés frente al cuestionamiento que aquí nos ocupa: el proceso siguiente a la pérdida de algo de orden simbólico. la dignidad. 01 . al ámbito de lo privado y de su configuración. de atributo propio de cada miembro del género humano. Esta noción peculiar que cada cual construye con insumos de lo universal. del que se es acreedor por encima de las diferencias circunstanciales. algo que pertenece al terreno de lo subjetivo. de lo simbólico en cada quien. Este nivel es el de la dignidad de la persona como valor supremo del ordenamiento jurídico. de lo propio y de lo ajeno. del orden de lo privado. 1. Esto particular es algo propio. pp. La noción producto de este nivel es la particularización de la idea absoluta y universal de la dignidad humana. es posible situar que en núcleos pequeños al interior de un misma sociedad se pueden encontrar perspectivas entorno a la dignidad opuestas entre sí. disminuyendo la jerarquía de universalidad. no excluyentes entre sí. inconmensurable. incondicional e incomparable bajo el cual se fundamentan y se sustentan los derechos del ser humano. de la dignidad. Es en este segundo nivel de lo privado o lo particular. del orden de lo público. donde la configuración de la dignidad para cada quien. El primero. logra significar lo esencial de la dignidad en algo único e inconfundible. obedece a la acepción concreta y particular abstraída por cada persona de la idea de dignidad humana generalizada. En tanto este nivel es público es de carácter universal. No. en este caso.206. Vol. valor invariable. de lo cercano.Revista de Psicología GEPU. es preciso señalar la posibilidad de delimitar dos niveles. considerar el lugar que ocupa la configuración conflictual individual en la . es decir. 2010. en donde no tiene discusión alguna el sentido ontológico de la dignidad y la comprensión de ésta en los términos kantianos de cualidad trascendental. en un trozo de sí mismo que es constituyente de su identidad. El segundo nivel. y gracias al recorrido hecho. los meritos individuales y la posición social. 2. Hasta aquí. Más adelante. cada una con un bagaje propio y peculiar que hace residir lo esencial de su dignidad en focos contrarios e incomparables.

conductual. 1915). es necesario definir y desarrollar. esto con el fin de comprender cómo la dignidad puede ubicarse como un objeto susceptible de perderse. objetos y personas.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle conformación y apropiación de la dignidad y de los objetos que la encarnan. es decir. Duelo es el proceso que suele seguir ante la pérdida o la percepción de pérdida de un objeto (tangible o intangible) al cual se anuda una carga libidinal. en su mayor parte. esto es. La constante separación y el sentimiento de pérdida que atraviesan la historia de cada hombre implican necesariamente su elaboración. como la patria. familiar y social enmarcadas dentro del dolor psicológico que surge de manera espontánea ante la ausencia de aquello que se pierde. Dicho proceso implica reacciones de tipo físico. el duelo no es un proceso patológico sino una reacción ‚normal‛ ante el evento. la libertad. como lo señala Freud es una reacción ‚[…] frente a la pérdida de una persona amada o de una abstracción que haga sus veces. etapas. etc. la cual se produce gracias al trabajo que el duelo opera. esto es. por ende. sin embargo. Las pérdidas son experiencias de carácter universal. II. relaciones. un ideal.” (Freud. lugar. enfrentarse al dolor de la pérdida y gestionar de modo constructivo la misma. Sin embargo. emocional. a su desaparición o muerte. las implicaciones del proceso de duelo. el duelo surge frente a la pérdida de cualquier objeto. en esta misma línea. la literatura sobre el duelo hace referencia a la pérdida de una persona amada. antes de dar cuenta sobre la dinámica de constitución de la dignidad desde la óptica de lo psíquico. el duelo. rol.ISSN 2145 . es un concepto en el que confluyen tanto el modo en el que una comunidad o estructura colectiva aborda la temática de la muerte (a través de ritos y ceremonias desplegados en el marco del patrimonio cultural y religioso) como la dimensión absolutamente particular que sus fenómenos expresan en la singularidad de cada caso. Si bien es cierto que. relación. DUELO Un hecho inseparable e inevitable en el transcurso de la maduración de cada sujeto es el desprendimiento y la pérdida de distintas circunstancias. posición o ideal en el cual se haya invertido una carga afectiva significativa y su intensidad no depende de la naturaleza del .

la responsabilidad de la pérdida. los sentimientos presentes. 2010. en los cuales se conceptualiza sus fases. hacia el objeto perdido. sin descartar con ello que pérdidas de otra índole puedan significar intenso dolor e impliquen un trabajo de igual magnitud. El padecimiento que cada persona experimenta en sus procesos de duelo varía según su historia. las condiciones que facilitan o perturban el proceso. identidad y recursos personales. la intensidad y la duración mutan según la personalidad de cada quien. 1992). b) Ira y búsqueda de la figura pérdida: Luego de la finalización de los actos religiosos y ante la imposibilidad social de mantener la negación aparecen los sentimientos de rabia. Luego de la resolución de esta fase. y . por ejemplo. ira y resentimiento. es una defensa provisional que suele durar de pocas horas a unas semanas después de la pérdida y se caracteriza por la presencia de una conducta semiautomática. pp. mediada por los ritos familiares y culturales. 01 . Es por esto que los distintos modelos describen el proceso de duelo en diversas fases de adaptación psicológica específicamente a la muerte. considerada como el magno exponente en cuanto a pérdidas se refiere. Fases A propósito del trabajo conceptual sobre el duelo. emergen algunos modelos teóricos generales que señalan la universalidad de tal escenario. Vol.Revista de Psicología GEPU. entre otros. Es incuestionable que la escala del abatimiento. Silverman (en Sherr. 2. objeto perdido sino del valor que se le atribuye a dicho objeto.206. el tipo de vínculo. sin embargo. la negación es sustituida por una aceptación parcial. No. 1. emociones y sentimientos diferentes: a) Shock y negación (o incredulidad): En esa fase se presenta una aguda conmoción psíquica en la que hay un estado de aturdimiento y sorpresa que puede causar embotamiento y/o liberación emocional intensa como resultado del brusco desequilibrio ante la pérdida. La negación de los hechos. plantea que la dinámica del duelo se explica por tres fases o etapas en las que se evidencian claramente comportamientos. es de relevancia señalar que éste ha centrado su atención en definir las líneas generales de este proceso psicológico con relación a la muerte. en primer lugar.

2. con relación a la pérdida de un ser querido. recobra sentido. 1. KÜBLER-ROSS (1969) 1. Como se puede observar en la siguiente tabla (Sherr. Tomada de Sherr. 1. las preguntas y los autoreproches. 1. c) Aceptación y reorganización: Esta fase usualmente se inicia alrededor de 12 a 14 meses después de la pérdida. 4. los sentimientos de ira y culpa. como ya se dijo antes. Agonía. 1992). 5. pese a no contener al objeto perdido y ser consciente de ello. sin embargo esas fases se ven atenuadas o agravadas en distintos casos gracias a las condiciones que facilitan o perturban el proceso. que de un determinado lapso de tiempo. sin embargo. su historia y el trabajo de duelo que se despliegue. 3. depende más de la estructura psíquica de la persona. el proceso del duelo se ha definido y estandarizado. negación Intrusión Obtención Conclusión Shock e insensibilidad Búsqueda y ansiedad Desorientación Reorganización Embotamiento Anhelo y búsqueda Desorganización y desesperanza Reorganización Fases del duelo en diversos autores. Esta fase cuya duración estandarizada suele ser de tres a seis meses se caracteriza por una hipersensibilidad a los estímulos. 2. el doliente puede recordar el pasado sin culpa o autoreproches. 4. L. muerte y duelo.ISSN 2145 . Este periodo marca el regreso a la vida normal. 2. 3. recupera el interés por otras actividades. 4. 3.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle posteriormente. gracias al sentimiento de culpa. Negación Depresión Cólera Reajuste Aceptación Protesta. hacia sí mismo. 4. 2. HOROWITZ (1976) DAVIDSON (1979) BOWLBY (1980) 3. y su mundo. en fases más o menos similares en el discurso psicológico. .

En cuanto a las condiciones de mundo externo. el autor apela a la dificultad que surge del nivel de idealización proyectado en el objeto perdido. Dentro de las condiciones del mundo interno se encuentran 1) la manera en que el sujeto ha vivido sus anteriores pérdidas y la forma en que fueron elaboradas y 2) el tipo de vínculo establecido con la persona que ha muerto. esto es en la diferenciación que se puede establecer con relación a sí mismo. se pierde un trozo de sí. señala dos variantes que determinan de forma esencial el curso del proceso. lo que a su vez suscita la culpa. a las cuales denomina condiciones del mundo externo. posteriormente. 2010. el conocimiento de la forma en que aconteció la pérdida en la . Si el odio es contenido por el amor que se siente. En tanto aquello que se pierde pertenezca a un vínculo narcisista en el que el otro es una extensión de mí. Caponni. Por un lado están aquellos que se relacionan con el mundo de cada sujeto y por el otro las condiciones reales entorno a la pérdida. Con el grado de Narcisismo. las autoexigencias y hasta conductas autodestructivas. el odio se proyecta en el ser querido. Culpa que el proceso de duelo hace volcar. 01 . Condiciones que facilitan o perturban la resolución del proceso de Duelo A propósito del proceso de duelo y de las condiciones que lo facilitan o lo perturban. pp. además de la pérdida de ese objeto de amor. que gracias al duelo son exacerbados y ponen a prueba al doliente. Esto se hace explícito cuando se comprende la relación entre amor y frustración: cuanto más se ama a alguien. sobre sí mismo forjando los autoreproches. 2.206. y esta frustración genera odio. Vol. 1. No. En cuanto al tipo de vínculo establecido. sin embargo cuando no se equilibra esta díada emocional. más se espera de él y por lo tanto más frustra. Por otra parte el grado de ambivalencia en la relación hace referencia a la alternancia de sentimientos amor-odio. ya que. menor será el grado de ambivalencia. éstas son el grado de narcisismo y el grado de ambivalencia en la relación sostenida con quien se ha perdido. propios de las distintas relaciones que llevamos a diario. Ricardo Caponni (1999) propone que los distintos condicionantes pueden dividirse en dos grandes grupos. mayor e insoportable será el dolor psíquico y la agresión que se desencadene como fruto de la frustración. el autor plantea.Revista de Psicología GEPU.

ISSN 2145 . mientras más alejado esté de la responsabilidad del doliente el accidente ocurrido. determinará el grado de culpabilidad que éste padecerá. más se confirma la participación agresiva del doliente. mayor la culpa y menor la posibilidad de reparar el daño. Otro factor externo. El tercer factor que puede intervenir en el proceso de duelo. una muerte anunciada es aquella que fue anticipada con el diagnóstico de una enfermedad terminal y una muerte inesperada. mayor será la eclosión de emociones fuertes ante la pérdida de un objeto amado. cuando un niño se atasca con su comida sin dejarlo respirar. esto implica el determinar si el fallecimiento de ese ser querido obedeció a una muerte esperada. y que está relacionado con la muerte. que puede facilitar o perturbar el proceso de duelo. De manera inversa. por su lado. pues dicha pérdida resulta ser abrupta y sorpresiva. por parte del doliente. lo que en la literatura psicológica se denomina Duelo Anticipatorio. de acciones de terceros y en cualquiera de estas dos circunstancias establecer si fue evitable o inevitable. incluso antes de la real ausencia del objeto amado. obedece a que el conocimiento de éstas. la angustia invade la mente del doliente y más agresión y dolor se desencadenan. La importancia de la delimitación de estas circunstancias. a mayor grado de compromiso y responsabilidad real con las circunstancias que contribuyeron a acercar al otro a la muerte. más factible dejar de atormentarse. De esta manera el dolor de la pérdida no es vivenciado como algo traumático que desequilibra de manera súbita. Para el caso de las primeras dos (muerte esperada o anunciada) la pérdida del ser querido se va dando de manera paulatina y progresiva. está relacionado con el .6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle situación real. la pérdida puede anudarse a algún significado. Por ejemplo una muerte esperada es aquella en la que se pierde a una persona de avanzada edad con limitaciones en su salud. anunciada o inesperada. continuar con el proceso y reparar lo que de manera inevitable será percibido como daño causado por acciones propias. es si ésta es consecuencia de acciones propias. pues aunque la culpa siempre aparecerá en el proceso de duelo. por ejemplo. ocurre. y a pesar de la angustia. Mientras que en el caso de la muerte inesperada.

Esto permite.206. quien siente en sus manos la responsabilidad de haber acompañado en sus últimas horas a quien se fue. la posibilidad de constatar mediante un despojo: el cuerpo. aun deja algo de sí a lo que el doliente puede aferrarse. se da como un proceso. Cuando la muerte del otro. de una u otra manera. la culpa suele disminuir en tanto fue posible. de un escenario confuso que hace de la idea de la muerte . sentir tranquilidad por habérselo otorgado. Vol. la muerte suele ser imaginada como un momento tranquilo y tolerable. su agonía.Revista de Psicología GEPU. El doliente se sitúa ante esta ausencia. va a recibir los reclamos de su doliente y todas las preguntas cargadas de culpa que a éste acaecen y de igual manera va a recibir los actos reparatorios con los que su doliente va a completar poco a poco el duelo. éste es. Ante la ausencia del cuerpo. enfrentarse al duelo y dar trámite al proceso acompañado con el sosiego de la reparación. por ello. sin sufrimiento. 01 . carece de evidencia que le ayude aceptar la muerte y la posibilidad de existencia del ser querido se instaura como un fantasma. conocimiento por parte del doliente del grado de dolor y sufrimiento que sobrellevó el ser querido a la hora de morir. que aquel que se ha ido. hace escala ahora en una de los requisitos fundamentales para empezar el lento proceso de la aceptación de la muerte de un objeto de amor. Ante la pérdida de un ser amado resulta improbable dejar de cuestionarse sobre su dolor. tanto para sí. 2010. No. como para aquellos que amamos. La culpa por lo que se pudo haber hecho para hacer de ese momento un encuentro. El recorrido sobre las condiciones que atenúan o agravan el proceso de duelo. pp. El pensar en el dolor físico y psíquico asociado a la muerte y en lo inevitable del encuentro con ella. y no es esa imagen de la muerte tranquila la que responde todos estos cuestionamientos. las condiciones y las circunstancias del momento preciso de su muerte. hace parte del orden de lo funesto. aunque suele evitarse. atendido. 1. 2. Ese objeto concreto representa la ausencia del ser querido y va a permitir de manera paulatina la constatación real de lo perdido. va a ser visitado. minimizando la culpa. Ese cuerpo que encarna y representa al muerto va a tomar su lugar. alberga al doliente. el doliente queda confinado a la incertidumbre. en medio de sus sentimientos ambivalentes. en el que es posible reparar mediante el acompañamiento. con la muerte. brindar alivio al que se fue.

ISSN 2145 .6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle algo impreciso. aceptada en concierto social. Requerimiento que tiene como sustrato la necesidad de demarcar responsabilidades y culpas. el grupo familiar. Los sentimientos de rabia que padece el doliente lo impulsan a buscar la reconstrucción de los hechos. también. no hay que desconocer el papel que desempeñan en la elaboración del duelo. que las distintas condiciones anteriormente nombradas. recibe. Cuando esta denuncia. institucional y social. hasta el discernimiento necesario para establecer cuándo la muerte de un ser querido no deriva de un hecho accidental. y no estarán armónicamente dispuestas en todas las pérdidas para atenuar la compleja madeja de sentimientos que el proceso de duelo exacerba. es necesario. quien padece la pérdida. la cual es recibida por el entorno del doliente. instaura un sentido social en el que lo perdido adquiere un carácter histórico (Caponni. y es a través de estas acciones. un juicio tras el cual se aproxime . queda condenado a un “duelo sin desenlace” (Weinstein. sin embargo son variables que no están sujetas al control del doliente. el duelo es una cosa de dos. Si bien es cierto. El doliente queda expuesto a un daño prolongado y a la imposibilidad de reorganizar su mundo interno. que en su mayor parte. va desde la exploración misma de la realidad concreta en la que acontece la pérdida. queda paralizado y atado a su vida pasada con el ausente. esa doble pérdida de un otro amado y de un trozo de lo propio. Pese a que es el doliente. que el doliente enfrenta la culpa y la impotencia. obtiene a su vez un estatus de denuncia. favorezcan la resolución. a hacer algo. tanto las del doliente como las del victimario (si la pérdida es consecuencia de las acciones de terceros). bajo procedimientos imparciales. que no es reconocido oficialmente y por lo tanto resulta muy difícil de asumir y elaborar. 1987). Cuando la pérdida adquiere un sentido histórico-social. a denunciar y a exigir explicaciones. El reconocimiento que hace la comunidad. La elaboración del duelo supone el trabajo de aceptar que el objeto de amor perdido no hará parte de la nueva realidad que el doliente debe construir. a contar a todos o sucedido. Además del tiempo que esto requiere. 1999). avalada y encaminada hacia el requerimiento de la justicia. el reconocimiento autentico y masivo que de la pérdida hace la sociedad.

2010. los lugares. podemos hacer referencia a dos niveles en los que se puede situar aquello que se pierde. sin desconocer una posible pérdida . el honor. hay que aclarar que no sólo se inviste de dicha carga la relación con un otro. Por ello. que si bien implican una pérdida de circunstancias de orden tangible. rol. relación. se disminuye el odio y se facilita el proceso de duelo. los trabajos. Cuando se atañe a lo tangible se enmarca. De igual manera hace parte de este grupo algún cambio radical en el cuerpo como la pérdida de un miembro o de condiciones de salud. lugar. el duelo surge frente a la pérdida de cualquier objeto. todo aquello que pertenezca al orden de lo propio o sea percibido de esta manera. Vol. son también investidas las circunstancias. y pese a la importancia que subraya la literatura en cuánto la naturaleza del objeto perdido. posición o ideal en el cual se haya invertido una carga afectiva significativa y su intensidad no depende de la naturaleza del objeto perdido sino del valor que se le atribuye a dicho objeto.Revista de Psicología GEPU. esto es. éstos son el nivel de lo tangible y el nivel de lo intangible. lo que en parte vendrá a determinar la tenacidad del proceso se asocia a la carga libidinal investida sobre el objeto que se pierde. castigar adecuadamente un crimen. los bienes adquiridos. como la separación de personas queridas sea ya por muerte. el prestigio. Al hablar de lo perdido. lo que suscita el dolor es el sustrato simbólico con el que se inviste lo perdido. pp. Así mismo es posible situar de este lado los cambios de etapas como las del mismo desarrollo (infancia. Los intangibles están puestos en algo (sus depositarios) que sólo es una representación parcial. Es en este nivel donde me interesa profundizar. Ante esto. desaparición o culminación de relaciones afectivas. tales como la identidad. 01 . Del lado de lo intangible es posible encontrar pérdidas enmarcadas en el orden de lo simbólico. en cuanto a la manera en que el trabajo del duelo opera cuando aquello perdido. Tipos de pérdidas Como ya se mencionó.206. tanto la pérdida de objetos materiales. los valores asumidos como principios o la dignidad. 2. adolescencia) o de estados como la soltería en su paso al matrimonio. a la verdad de los hechos. 1. y permita la sanción punitiva de comportamientos inaceptables. No.

su propia noción en la que logra significar lo esencial de la dignidad en algo único e inconfundible. . al ámbito de lo privado y de su configuración. Antes de intentar conceptuar qué es aquello que se pierde cuando es la dignidad lo que ocupa el lugar de pérdida. el aspecto subjetivo de la valoración de sí y su consecuente conducta manifiesta. instaurándose como un sentimiento de sí y a su vez como un hecho objetivo que el entorno hace real. Estos cuestionamientos carecen de respuestas certeras y objetivas. pese a la particularización del término. y es regulada y expresada por las vías sociales (cumplimiento de reglas. de lo simbólico. es decir con el reconocimiento que los otros le otorgan a su noción actuada de dignidad.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle en lo real. Así la noción propia de dignidad es secretada tanto por la exigencia interiorizada. La dignidad es una noción moral que da cuenta del valor que de sí misma tiene una persona y del valor que ésta supone. (familia.ISSN 2145 . ante la noción heredada de la tradición de occidente. de lo particular. Es decir. los cuales dependen de la identidad de cada comunidad. donde cada persona ha abstraído de la idea de dignidad humana generalizada. La persona se identifica con aquello que ha proyectado. obediencia de  Este aval o censura del contenido de lo que abarca dignidad cambia constantemente con la época y con la geografía. en un trozo de sí mismo que es constituyente de su identidad. comunidad. bajo la forma de reputación o prestigio. caracterizaré de manera general el lugar en el que se enmarca la noción de dignidad. como por la exigencia social. para el caso que aquí me ocupa: la Dignidad. se configura su dignidad. de la suma de sus proyecciones más lo que el otro le devuelve de ellas. además está sujeto a los criterios según los cuales es reconocida la dignidad. son reconocidos por otro. de esta manera. ve en ella la sociedad en la que está inmersa. Pérdida de lo intangible: La dignidad Aducir que la dignidad es un objeto susceptible de perderse. en la cual la dignidad y la posibilidad de su pérdida pertenecen al orden de lo individual. Es decir intentaré dar cuenta de la dinámica de constitución de la dignidad. tiene principalmente una connotación simbólica. algo que pertenece al terreno de lo subjetivo. Su noción (la de cada persona) es algo propio. conlleva a cuestionamientos sobre la naturaleza de la dignidad misma y sobre definiciones exactas de su pérdida. cultura) que de cierta manera avala o censura.

antes de ser pensado‛. pues lo que ofende a unos difiere de lo que puede insultar a otros. o tal vez hablar de una dignidad militar o aristocrática que confisca su valor en símbolos como la patria. existen también diferentes objetos que la encarnan. 2010. colectivas o individuales. Entonces. la herencia cultural. no se desconoce una posible pérdida en lo real. podemos extrapolar. 2. el himno. y sobre los cuales se comete el vejamen. que es el quebrantamiento de la dignidad. 1.Revista de Psicología GEPU. por ejemplo. el que permite ubicar su valor y reconocer su importancia. y la identidad que este ha construido. un terreno desprovisto de certezas. es más. Este es.206. es posible hablar de la dignidad familiar. Para el caso que nos ocupa. en muchas ocasiones la persona no da cuenta de una definición clara ante la pregunta por este valor (Levy y colaboradores. ocupan su lugar por diferentes circunstancias. Los diversos contextos políticos y sociales. en la oportunidad de cultivarla y en el dominio de su oficio. o hablar del campesino cuya dignidad radica en la tierra. 1992). 1999). . La noción que cada cual apropia para sí de la dignidad. esto no es indicador de la ausencia de dignidad. sin embargo. como en el caso que nos ocupa. la historia de humillaciones propia de cada pueblo. Al igual que hay un sinnúmero de concepciones. es decir. 01 . las banderas o sus propios uniformes y que pertenecería al orden de la ley y las instituciones. Vol. No. Los depositarios de la dignidad que cada quien hace suyos. instituciones…) como por las vías privadas que regulan la actuación moral (súper-yo). Cuando aquello perdido tiene principalmente una connotación simbólica. en la mayoría de los casos. o de una falta de interés en el concepto. y esta diferencia radica en la carga libidinal investida sobre aquello que se ofende (Caponni. no se expresa. cómo dice PittRivers (1992) entorno al honor ‚…Es sentido. de igual manera. ¿cómo dar cuenta de la dignidad? Me atrevo a responder que la dignidad cobra sentido en cada quien con la ofensa. por medio del padecimiento de la ofensa. que obedecería al orden de lo heredado. suscitan configuraciones distintas de la dignidad y de las condiciones en las cuales se especifica el requerimiento de ésta (Masso. los escudos. 2006). de nuevo. frente a la dignidad. la afrenta. pp. ‚el nombre de la familia‛. por medio de un discurso estructurado en el que cada persona define concretamente los pilares de su dignidad. es aquí donde se instala el agravio.

una de orden objetal. que sería la pérdida del objeto propiamente dicha. pues su instauración suscita dos problemáticas. ya que éstos completan funciones del yo y compensan sus déficits. lo que se “vuelve pobre y vacío” (Freud. El trabajo que el duelo opera consiste en desatar el enlace libidinal con el objeto. esto en pro de conceptuar qué es aquello que se pierde cuando es la dignidad lo que ocupa el lugar de pérdida. expondré la relación que hay entre pérdida y el concepto psicoanalítico de narcisismo.ISSN 2145 . El efecto en el equilibrio psíquico implica tramitar los sentimientos hacia el objeto perdido e iniciar un proceso de organización del yo. La pérdida es sentida como un desinvestimiento narcisista de sí mismo y por ende trae consigo trasformaciones de la representación del yo. esto. esto. 1914) ya no es el mundo sino el yo mismo. gracias al compromiso narcisista que se establece con los objetos (Hornstein. es investida en forma narcisística (por medio de los objetos que la encarnan). que afecta al yo en su estructura y en el sentimiento de valor que tiene de sí . por ello la persona que resiente la pérdida. es decir que quien la inviste de esta manera se está invistiendo a sí mismo a través de ella. a través de sus depositarios. y la otra de orden narcisista. y su posibilidad de realización está sujeta a la determinada manera en la que se han investido los objetos.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle intervienen en los disímiles objetos que la encarnan y en las motivaciones que se esgrimen para la defensa los mismos. en el investimiento de los objetos que encarnan la dignidad. pues se convierte. es la ofensa la que altera el equilibrio narcisista y dispara diversas angustias y defensas. el plano de lo psíquico. es decir la ofensa contra el objeto que encarne su sentido. es decir. 2000). a su vez. Recordemos que al hablar de la pérdida de dignidad se alude a la ofensa que contra ella se comete. el lugar que ocupa la configuración conflictual individual. hemos de detenernos a considerar. Además de la intervención del plano de lo social. se percibe ofendida. Por ello ante su pérdida. en una pérdida del yo. con el fin de culminar la perturbación del sentimiento de estima de sí que se instala con la falta del objeto de amor y de esta manera disponer del capital libidinal que anteriormente estaba colocado en el objeto perdido. Para empezar. La dignidad al situarse como un objeto proyectado en la cultura y posteriormente identificado. Toda pérdida de un objeto de amor acarrea consigo un efecto en la organización psíquica.

206. esta forma narcisística se sostiene por un deseo de estima absoluta. al hacer de la moral un goce autoerótico” (Green. por un afán inagotable de valoración narcisística. La ofensa se instaura aquí. por ende su pérdida desencadena mayor frustración. son las condiciones más importantes que facilitan o perturban la resolución del proceso de duelo. 1983). El autor señala: “En el narcisismo moral el sacrificio opera de fundamento del orgullo humano. pp. No. que se apoya en la moral. André Green (1983) propone una forma narcisística específica en la cual valores investidos libidinalmente como la dignidad o el honor. de aquí que su origen radique en la megalomanía infantil. propuesto por Caponni. Green propone la renuncia a la satisfacción como germen y garantía de la versión narcisística del amor propio. hacen parte. pues obedece a un ideal de yo dominante. haber soportado la carencia.Revista de Psicología GEPU. sino como un hecho consumado que deja al yo desprovisto de su amor y alejado de su ideal. agresión y dolor psíquico. Luego del planteamiento previo sobre el narcisismo. Para este autor. Vol. las que considero. esta forma es el Narcisismo Moral. y que se alimenta. por lo que él denomina. . que se llama estima de sí. En la investidura narcisística que se hace sobre la moral. 2. la dimensión del vínculo narcisista. la fuente del orgullo. mismo. sobre la elaboración de la ofensa. como instrumento conceptual para comprender la instancia donde se instala la dignidad y la valoración de los objetos que la encarnan. se proyecta la imagen de las que fueron las figuras idealizadas. para alejarse de las relaciones objetales y de las vicisitudes que éstas traen. sugiere que la dignidad es una extensión del yo. la privación. En el caso de la dignidad y de la ofensa contra los objetos que la encarnan. Con esto. es decir. 1. imagina él. he de volver sobre el duelo. Para ello retomaré. En el narcisismo moral la exigencia interiorizada es alta. no como amenaza contra el amor de un súper yo exigente. como una de las variantes que determina de forma esencial el curso del proceso de duelo. es quien determina el nivel de idealización proyectado en el objeto perdido. 2010. es decir se inscribe la herida narcisista. y en el deseo del niño de parecerse a sus padres pues. en torno a la dignidad como objeto perdido. 01 . resistir el sufrimiento o superar la tentación. no tienen problema alguno para dominar sus pulsiones. Como lo señalé anteriormente (segundo punto del capítulo dos) el grado de narcisismo.

o ‚tomar la justicia por sus propias manos‛ es decir emprender la venganza contra aquel o aquello que le ha causado una herida narcisista. es decir. o que. para con ello disminuir el odio y la impotencia del ofendido y hacer que éste recupere la dignidad en la mirada de los demás. y tomar contra este último las medidas pertinentes. Cuando la pérdida está ligada a la muerte de un ser querido. III. lo que el entorno debe hacer es reconocer la ofensa cometida contra la dignidad del doliente. es decir lo proyectado y devuelto por otro se introyecta. y en esta medida demarcar responsabilidades. Es aquí donde el doliente asume la resolución bajo las posibilidades que su configuración psíquica se lo permita. pues es aceptar que una parte del yo se ha ofendido. por medio de un despojo real. pues es él quien se vuelve pobre y vacío. con el depositario de su dignidad y quien padece la pérdida de un trozo de sí. hacía referencia a la constatación. Se encuentra en el cuarto de un hospital y le pide a la enfermera que le traiga a un judío. el despojo es su cuerpo. El reconocimiento que de la pérdida hace la sociedad en la que está inmersa el doliente. PERDÓN “Un soldado Nazi llamado Karl está a punto de morir. sin embargo. es la tercera condición que considero esencial para el desarrollo del proceso de duelo. y aquella parte que aun quede debe reorganizar su mundo interno. aunque puede reconocerse ese resto sobre el que van a recaer los actos reparatorios. Ahora. la ausencia de aquello que se pierde. sancionar punitivamente el comportamiento inaceptable (si es el caso). y tiene para ello dos posibilidades: el perdón de la ofensa y de su respectivo ofensor. éste queda expuesto a un daño prolongado. es decir reconocer que es el yo su propio despojo. a pesar de darse. delimitar al ofendido del ofensor. no existe otro despojo que el yo mismo. Sin embargo. no satisfaga al ofendido.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Otra de las condiciones que inciden en el proceso de duelo. aquello con lo que ésta se identifica. éste permite empezar el lento proceso de aceptación de su muerte. es él quien se identifica con el objeto resignado. puede que no se dé por parte del entorno. En el caso que nos ocupa.ISSN 2145 . La enfermera se . Este reconocimiento permite iniciar el trabajo reparatorio necesario para la resolución del duelo. que está en falta. Recordemos que es el reconocimiento que hace el exterior a la noción actuada de dignidad de cada persona.

Lo que pretendo. Nada.. es una tarea ardua que.Wiesental. por consiguiente. ¿Es necesario el arrepentimiento del ofensor para perdonar?. Además Karl le dice al judío “en las largas noches. . Este mandamiento supremo.206. lo cual traerá consigo una ganancia secundaria. dio media vuelta y abandonó la habitación sin decir palabra”.. ¿Qué es lo imperdonable?. que implica el olvido de la ofensa. ¿Se perdona la ofensa o el ofensor?. no es posible dejar de lado. El perdón es un concepto del que. he deseado una y otra vez hablar de este episodio con un judío y rogarle que me perdone… Sé que te estoy pidiendo demasiado. 2010. En mi vida. como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden…”. no puedo perdonar”. nada. Es necesario. Los límites del Perdón “Es fácil perdonar para Mandela y Tutu. ni una sola cosa ha cambiado desde que a mi hijo lo quemaron los bárbaros. 01 . S. pero sin tu respuesta no puedo morir en paz”. a los ojos de Dios. para el propósito planteado. pp. 1. a condición de no olvidar. ya que sus diferentes respuestas darán luces acerca de la viabilidad del ofendido de deponer su deseo de venganza y tomar frente a su ofensor una actitud conciliadora que le lleve a la posibilidad de perdonarlo. fueron acribilladlos al tratar de escapar arrojándose por las ventanas. . llevan una vida fácil.. ¿Es el perdón un acto masoquista? entre otros. significa el otorgamiento de una Compilar un sinnúmero de posiciones frente al fenómeno del perdón. El judío permaneció en silencio. es mostrar de qué manera el perdón puede instaurarse como una de las posibilidades con las que cuenta el doliente para la resolución de su duelo. y Karl le confiesa que formó parte de un grupo de nazis que encerró a decenas de judíos en un edificio para después prenderles fuego. madre de una víctima de la represión del Apartheid (Mail and Guardian. hacer escala en algunas de estas preguntas. No.. Los judíos que no murieron incinerados. se apoderó el Cristianismo al ubicarlo en el centro de su sistema teológico. mientras espero que venga la muerte. los cuestionamientos que han nutrido las diversas aproximaciones al perdón y cuyas respuestas colindan con la contradicción: ¿Quién perdona?. que hemos sido capaces de perdonar. por mucho tiempo. Bajo esta doctrina el perdón es un acto gratuito. por fortuna. Vol. pues es la condición que deben cumplir los hombres entre ellos para alcanzar el perdón divino: “…Perdona nuestras ofensas. no es el objetivo de este capítulo. . 2. lo trae.Revista de Psicología GEPU. 25 de Julio de 1997) Pese a este objetivo.La señora Kondile.

con una connotación religiosa. por ejemplo. permitiría dar respuesta a todos los cuestionamientos que entorno al perdón pueden hacerse. pues sin poner en duda la naturaleza de su arrepentimiento. le adjudica al perdón sinónimos que distan de su realidad práctica.. que sólo le pertenece al ofendido o a la potestad divina” (Lefranc. en gran parte. sino a una sociedad que en nombre del ofendido pudiese impartir el don.. dichas escenas de arrepentimiento carecen de toda validez. con el fin de restablecer la relación de amor que une a los hombres. El ser un concepto básico de la religión. Esta ética hiperbólica. implica a su vez el olvido de la ofensa y el no guardar ningún rencor o resentimiento al culpable de la misma. éste no tendría ningún valor si no considera al directamente agraviado. Todas sus excusas públicas quiebran los límites entre lo público y lo privado. religiosos. si su petición no es una demanda hacía él. liberar al ofensor de la responsabilidad de su falta por medio de un acto de misericordia. es un don entregado independientemente de la falta que le anteceda y de quien la haya cometido. con el fin de embellecer una política de impunidad. y ahora del ámbito jurídico. Al respecto. la práctica del perdón nos pone frente a situaciones que lo desbordan como noción religiosa. Perdonar es aquí. todos pidiendo perdón públicamente siendo protagonistas de escenas de arrepentimiento por su participación en monstruosidades cometidas.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle gracia absoluta aparentemente sin condiciones. el perdón no es traducible en todas sus lenguas y la palabra que en ellas se acercaría a éste. Sin negar que el término aún cuenta. desposeyendo a la víctima del poder de perdonar.Se habrían apoderado del perdón. en Sudáfrica. jefes de estado.ISSN 2145 . y que limitan sus posibilidades a culturas judeo-cristianas. como la define Jankélévich (1999). Cada vez más nos enfrentamos a la multiplicación de la escena del perdón: militantes de grupos armados legales e ilegales. tiene muchas otras connotaciones. menciona que resulta imposible cristianizar de manera universal el concepto de perdón. aludiendo a que. 2004). pues si logramos desprendernos de argumentos teocéntricos y políticos estará . Jacques Derrida (1998). sin embargo. 2004). toda una ‚Teatralización del Perdón” (Ramos. son ahora los gobiernos de países víctimas de crímenes de lesa humanidad quienes han adaptado a su lenguaje político el léxico del perdón: ‚.

que la ofensa cometida contra él sea un crimen o una injustica. Sin embargo. incluyendo los institucionales. dimensión que cuenta con un carácter objetivo y un carácter subjetivo. quizá. el mal físico. razonando más a partir del perjuicio sufrido. como objeto del perdón. él y sólo él. es decir. lo que cada sociedad comprenda como ofensa con su respectiva jerarquización y el segundo atañe a la valoración que hace cada quien de la ofensa que recibe del otro: ‚Para cada persona concreta existen ofensas y desgarros que sólo ella puede medir‛ (Sádaba. es decir que no se sustente en lo que no es perdonar. ni amnistía.206. 01 . si bien. 1992). sino por una importancia negativa para él. claro que el perdón no es ni misericordia. ni el pueblo. 1. el perdón le pertenece a la víctima. la ofensa trae consigo un mensaje humillante impartido por otro con un carácter intencional. Es aquí donde empiezan los avatares del perdón: el establecimiento de una definición positiva. sería necesario empezar por el que. que se le ha hecho a él. ni el estado. la no identificación del ofensor con su ofensa es el proceso central en el acto de perdonar (Crespo. ni la historia puede perdonar en nombre de aquel que ha recibido el perjuicio. excluye a todo tipo de terceros. No. y no sólo en términos de un acto repudiable.Revista de Psicología GEPU. ni indulto. y no al agente que la comete. ni clemencia. Está claro. 2001). Es sencillo. Si fuera mi pretensión lograr una definición positiva. el perdón pertenece al agredido y no puede ser otorgado por una instancia ajena a la del sujeto violentado. es el único punto de intersección entre las teorías filosóficas que desde la ética o la moral han abordado la temática del perdón. el ofendido. 2. Una vez resuelta la pregunta sobre quién perdona. argumentando que. en aquello sobre lo que recae el perdón. me refiero a quién perdona. 2004). para lo que él considere le ofende. Crespo señala que en la filosofía moral. 1995). pp. es decir. El primero hace referencia al tipo de mal específico que es reconocido por los otros como una ofensa generalizada. Es aquí donde la filosofía moral aboga por ubicar a la ofensa. puede considerar el mal que le han causado. al ofendido: ‚El hombre perdona. ese otro no puede reducirse a la suma de sus acciones. esta toma de conciencia del otro como persona irreductible a sus actos . es preciso situarse ahora. Por ello el objeto del perdón es la ofensa y su “dimensión concreta” (Crespo. moral o material. ni gracia. que de la regla moral violada para ello‛ (Abel. 2010. Vol. Es decir.

esto no debe entenderse en términos de trueque: “Te doy mi perdón. El primero atañe a una ‚purificación de la memoria” (Crespo. Esta superación de la voluntad hostil contra el ofensor. por medio de su arrepentimiento. El segundo hace referencia a la reconstrucción de la relación ofendidoofensor. suscitan los dos elementos constituyentes del acto de perdonar para la filosofía moral. 1995) contra éste.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle cometidos. simplemente le permite al ofendido renunciar a cualquier pretensión con respecto a su ofensor y superar su voluntad hostil (Sádaba. 2004). sólo si tú me das. la liberación de toda forma de resentimiento o de sentimientos negativos en pro de una toma de postura del ofendido frente a la persona que le ha infligido el mal.ISSN 2145 . ya que comprender al perdón de esta manera. Esta purificación no implica el olvido de la ofensa. una vez reconocido el valor moral de cada persona. y la separación de este último de su ofensa. es decir. pondría en duda su carácter de acto libre. sólo mantiene un recuerdo sosegado de la misma. El acto de arrepentimiento por parte del ofensor es la aceptación de una invitación hecha por el ofendido a repudiar del mismo lado el daño cometido por aquel. el romper la identificación del ofensor con su ofensa. sin embargo. y que le permite a esta última superar la identificación del ofensor con su ofensa. tu arrepentimiento” (Crespo 2004). 2001). No obstante (en la línea de la filosofía moral). Desde esta perspectiva. Esta colaboración del ofensor le permite al ofendido ‚saldar la deuda‛. primero. supone la capacidad de reconciliar la relación averiada por medio de un crédito de confianza. y es a su vez una . lamentar haber cometido esta acción y “la intención decidida de no volver a cometerla” (Crespo. el arrepentimiento del ofensor se constituye como una condición necesaria del perdón. El ofensor. no anula la responsabilidad del ofensor frente a lo que voluntaria e intencionalmente ha hecho contra otro. en la cual el primero asume una actitud positiva respecto al último. asume su responsabilidad y con ello acepta haber cometido un acto injusto contra otro. supone la colaboración de éste para que se dé el paso al perdón. Esta actitud positiva. pues con su arrepentimiento le manifiesta su deseo de condenar su ofensa. el cual trasciende a la falta cometida. El arrepentimiento del ofensor implica el reconocimiento del valor de su agravio. deseo que es compartido por la víctima.

Aquel que ha reconocido la responsabilidad de sus actos. lo que hace que el perdón parezca imposible. porque si ésta ya ha amainado. por una actitud conciliadora.Revista de Psicología GEPU. esto con el fin de que algunas cosas queden marcadas de forma indeleble en la historia de la humanidad. Derrida afirma que el perdón aparece cuando es lo imperdonable aquello que convoca su presencia: Si se perdona lo perdonable. Sin embargo. De igual manera. la víctima que tiene la herida abierta y que vive con el sufrimiento insoportable. más allá de sus actos. 2010. ya no es el mismo que los cometió. pp. la dificultad del perdón. El perdón aquí entregado no se . es que debe dirigirse a lo que sigue siendo imperdonable (Derrida 1998). éste debe ser entregado por la víctima que recuerda lo irreparable. 01 . este autor propone que hay un deber de no-perdón. En esta línea. por lo tanto no es él quien merece el perdón de su víctima. Aquello imperdonable es lo que se debe negar a olvidar Jankélevich con su deber de no-perdón. No. no sería necesario el perdón. ya que la visión religiosa e incluso moral del perdón podría engendrar olvido. Vol. argumentan que perdonar al arrepentido es como perdonar al inocente y quien merece el perdón es el culpable.206. ya no es perdón. el perdón es entregado. petición. de ser reconocido como persona. ¿realmente es posible sustituir un odio profundo originado por un acto grave de injusticia o un crimen de lesa humanidad. no se ha emancipado del todo de la perspectiva del perdón religioso en cuanto éste es entregado independientemente de la falta que le anteceda y de quien la haya cometido apoyándose en la no reducción de la persona a sus actos. sin detenerse en la magnitud de dicho acto? Jankélevich (1987) respondería que no. hecha por el ofensor. 1. Sin desconocer que existe la posibilidad del perdón. no por la víctima que ha superado su voluntad hostil contra su ofensor. Estos dos autores. me permito dudar de las posibilidades prácticas de perdonar en tales condiciones. Esta mirada que sobre el perdón hace la filosofía moral. 2. respecto a la no identificación del ofensor con su ofensa propuesta por la filosofía moral. o aquello a lo que se puede encontrar una excusa. el perdón donado por la víctima no anula la responsabilidad del ofensor ni su deuda con la justicia institucional. Por otra parte.

a como dé lugar. y al pago de la misma por parte del ofensor. del doliente.‛ En esta perspectiva el por qué del perdón. Distante de argumentos teocéntricos. Entender el perdón en términos de renuncia al deseo de venganza.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle opone a la sanción socialmente aceptada. para dejar pasar el sentimiento de agravio. existe otra concepción en torno al perdón. resulta ser un desafío en términos prácticos. morales y jurídicos. a vengarse de su victimario. es decir. sentimental y porque nos evita aceptar que no sabemos o no podemos vengarnos y eso nos da buena conciencia ante nuestro propio espejo y el de los demás” (Lefranc. del cual hablaremos posteriormente. una muestra de debilidad frente al otro ante la incapacidad o dificultad para tomar venganza. Sin embargo. surge el deseo de reparación y de desquite. El perdón aparece como un último recurso. ya que existen daños que permanecen inalterables con el paso del tiempo. que se aleja de la intención de ofrecer una definición positiva. y es nutrido además por la falta de sanción del tercero institucional.ISSN 2145 . supone un acto frágil. a pesar de contar con el . de manera natural. Definir el perdón como la deposición de la venganza. en algunas ocasiones. elaborar el enfado propio y deponer el deseo de venganza. si el deseo de venganza resulta irrealizable o si materializado no causa daño al ofensor: “En el perdón habría una debilidad: perdonamos porque lo encontramos amable. a la posibilidad de vengarnos. Ante la ofensa surge. Se hace perentorio perdonar. ofensas que pareciera nunca se desvanecen en la conciencia y que impelen al ofendido. por “rumiar su imagen” (Castellanos. por la ausencia de condena de los actos repudiables. supone la comprensión de la agresión como reacción primera ante la amenaza o la posibilidad de daño reconocida. es la que nos rinde cuenta del perdón como renuncia a la posibilidad de tomar justicia por mano propia. 2004). impartida por un tercero institucional. los cuales como dice Ramos (2004) “son tributarios de los afectos que se desencadenan del recuerdo doloroso. 2004). por la falta de reconocimiento de la ofensa cometida contra la dignidad del ofendido. Este deseo de venganza aparece por la fijación en la herida. demostrándole a éste la medida en que le ha sido infligido el daño. algún acto que implique defenderse de la misma y ante la imposibilidad de materializar esta defensa en el momento mismo del ataque.

01 . con el fin de articular la ausencia de aquello perdido y quebrar el espiral de violencia y culpa que se puede desplegar como producto del desequilibrio psíquico. o un perdón ilegitimo. No. volvamos a la cuestión que constituyó el punto de partida de estas consideraciones. es decir. en la que el perdón hacia los demás garantiza el perdón divino y con ello la promesa de la eternidad. Esta renuncia aminora la perturbación que causa la ofensa en el yo. Pero ¿cómo rendir cuenta de un perdón legítimo cuando los motivos que esgrimen perdonar bien pueden obedecer a ganancias secundarias. o existe de fondo un deseo de ser reconocido por los otros como hombres de buena conciencia. Vol.Revista de Psicología GEPU. Además del trámite de los sentimientos hacia el objeto. entendiéndolo como la renuncia voluntaria a responder recíprocamente al daño. 2006) y a los sentimientos de odio que éste suscita. la elaboración de la pérdida implica tramitar los sentimientos hacia el objeto perdido e iniciar un proceso de organización del yo. 2. 1. es necesario enfrentarse de manera adaptada “al daño narcisista de manos de otra persona” (Horwitz. pp. como lo definen algunos autores. dolor psíquico y un deseo de destruir al otro como forma de reparación y de satisfacción. esto es. esto. agresión. y a quien se denomine como culpable. Como ya se mencionó. 2010. siendo su dignidad aquello perdido. los cuales deben ser elaborados en torno a sí. es. esto. como las otorgadas en la perspectiva religiosa. La herida narcisística causada por el daño del otro.206. mostrar de qué manera el perdón puede instaurarse como una de las posibilidades con las que cuenta el doliente para la resolución de su duelo. pues el compromiso narcisista que se establece con la dignidad resiente . con el fin de culminar la perturbación del sentimiento de estima de sí que se instala con la falta del objeto de amor. Deponer el derecho al desquite. y seguir vigente el deseo de reparación por medio de la venganza. en nombre del perdón. esto. un acto de pseudo-perdón. cuando el perdón es entregado en función de una ganancia superior? Después de haber mostrado los rasgos fundamentales de la amplia discusión que entorno al perdón se ha trazado. compasivos y de grandes valores. puede no satisfacer al ofendido. y en la cual se fija el ofendido. Es aquí donde aparece el perdón como posibilidad para dicha elaboración. desencadena frustración. reconocimiento y la acción de la justicia institucional.

El perdón. la venganza. ¡a qué muerte os ha condenado vuestro padre! . tanto para la salud mental de la parte agraviada y la reorganización de su mundo interno. el perdón. lo que no implica el olvido de las ofensas y su respectiva reparación. según lo sabemos por experiencia. bien sea. Sin embargo este perdón o renuncia a actuar el resentimiento contra el ofensor.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle amainado su necesidad de destruir al otro como forma de compensación. El perdón es un acto subjetivo independiente a la acción institucional. Además.” Es esta última reacción. no se opone a que un tercero institucional. IV. o por lo menos sancione punitivamente el comportamiento inaceptable para con ello disminuir el odio y la impotencia del ofendido. la cual. defendiéndose o protegiéndose de aquello que pueda resultar nocivo a su existencia. las pérdidas sufridas. de una u otra manera. MEDEA: Con tal de que tú no rías. abordándola. se hace ineludible para la elaboración de los daños causados entre los hombres y con ello permitir continuidad de sus relaciones. a su vez. sea cual sea su naturaleza y los motivos que lo suscitan a ser dado. amo sufrir. es necesario. pero se reacciona: “por «reacción» entendemos aquí toda la serie de reflejos voluntarios e involuntarios en que. VENGANZA MEDEA: …Y ahora puedes llamarme como te agrade. ¡Te he devuelto los golpes! JASÓN: También tú sufres como yo.ISSN 2145 . si es posible. como una de las posibilidades con las que cuenta el doliente para la continuación de su proceso de duelo cuando la justicia institucional. sobre la que intentaré rendir cuenta en este capítulo. en su función de proteger y representar al ofendido defina modos de reparación que compensen. como se mencionó anteriormente. Freud (1893) señala que ante un suceso afectante se reacciona. me parece. si llega. se descargan los afectos: desde el llanto hasta la venganza. como para disolver odios generacionales y evitar consecuencias impredecibles en la descendencia tanto del ofendido como del ofensor. JASÓN: Hijos. Medea Ante el más mínimo vestigio de peligro o amenaza es natural que el ser humano reaccione. no resulta suficiente y a su vez se hace imposible deponer el deseo de destruir al . obra con independencia de la subjetividad de los asociados. ¡qué madre abyecta os ha tocado! MEDEA: Hijos. leona o Scilla Tirrenia.Eurípides.

de recuperarse. los cuales surgen como un intento de anular los agravios que ha padecido. la pérdida que la ofensa trae consigo. 2010. No. surge de la imposibilidad de éste de asumir la ofensa.Revista de Psicología GEPU. Ante la ofensa surge en el doliente la necesidad de reestructurarse. motivado por los sentimientos de odio y destrucción frutos de su malestar. cuyo fin es alimentar el deseo de venganza y procurar un ajuste de cuentas con el cual la víctima logra satisfacerse. Por medio de su venganza el ofendido puede demostrarle a su ofensor la medida en que le ha sido infligido el daño. otro. por eso se hace preciso hacer sufrir al que ha sido causante del dolor.” El doliente se anuda a esa recompensa ilusoria de recobrar aquello perdido. La venganza ofrece al doliente la oportunidad de revertir la relación. Los actos con los cuales se materializa el deseo de venganza son empujados a cometerse por el malestar y el sufrimiento que causan en el ofendido los daños que pareciera nunca se desvanecen en la conciencia. de revancha. quiere el desquite. es aquí donde su deseo de venganza empieza a ser parte de su identidad. más exactamente. es por ello que su nueva de condición de víctima le permite legalizar y adjudicarse ‚derechos‛ de represalia. según Kancyper (1991). el niño fantasea con destruir a la madre que lo frustra cuando no lo satisface. pp. 2. El resentimiento. busca justicia por mano propia. 1991). frente a sí mismo y frente a los demás. De la misma manera en que.206. es la resultante de múltiples humillaciones. Cuando el ofendido queda atado a la ofensa. “para esa perfección narcisista que en un comienzo lo incluye todo” (Kancyper. la victima busca castigar al otro. la cual no es otra más que aquella que representó una amenaza para su completud. llegando en ocasiones a convertirse este deseo en el imperativo fundamental y en el sentido de su existencia. 01 . como nos dice Ramos (2004): ‚El sujeto afectado por la agresión busca reparación y justicia. En ambos casos. de . 1. Vol. La promesa de satisfacción con la que el ofendido se precipita en actos de venganza. en resumidas cuentas de recuperar una realidad imposible. son el odio y el resentimiento los que nutren el deseo de castigar al otro. El ofendido queda capturado en un tiempo y una situación específica. como nos explica Klein (1937). es decir cuando es inadmisible perdonar. frustrarlo como él lo hizo en su momento.

lo que lo conduce a dejar inconclusa la elaboración del duelo.ISSN 2145 . el acto de venganza se instala como garante de la continuidad de la relación con aquel trozo de sí que se perdió con la afrenta. pues pasa de ser un objeto anteriormente humillado a un sujeto ahora torturador. sobre el cual el doliente formula su identidad y al que articula la ausencia de aquello perdido. Es decir. no puede ver más allá de su pasado humillante y su futuro queda reducido a imaginar venganzas contra su ofensor. no obstante lo que se observa en el resentimiento es una sobrevaloración del objeto perdido. 1991). detenido y entretenido en las frustraciones producto de los maltratos padecidos.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle intercambiar roles y poder ‚lavar el honor ofendido‛ (Kancyper. el ofendido anuda su libido al objeto en lugar de desatarla. Lichtenberg (2001) destaca que el odio suscitado en el complejo escenario del agravio es un sentimiento que supera la frustración consecuente de un insulto al orgullo. se le idealiza y se le atribuyen cualidades de perfección. avalada por su condición de víctima. la cual nutre el amargo y arraigado recuerdo de la ofensa. En torno a esto Kancyper (1991) advierte que el ofendido queda retenido. “en un estado ilusorio de perfección anterior” (Speziale 2002). Sin embargo la pretensión de recuperar aquello perdido mediante la venganza. El lugar preponderante que ahora ocupa su odio y su resentimiento deriva en un sentimiento de mismidad (Lichtenberg. Esta nueva condición de verdugo. permite al ofendido obtener satisfacción del agravio o daño que ha recibido. Freud señala (1915) que el proceso de duelo mueve al yo a renunciar al objeto y poco a poco “se afloja la fijación de la libido al objeto desvalorizando éste”. es un aborrecimiento duradero aunado a un . su nueva posición le lleva a suponer que con el daño que ahora imparte. no tiene otra intención que la de restablecer un vínculo con aquello que perdió cuando se instauró el daño narcisista por manos de otra persona. Este clamor de reivindicación del doliente resentido. sumerge al doliente en la negación de la pérdida. reivindica a la herida narcisista que no cicatriza. Además de este rédito. 2001). pues implica una fuerte aversión o repulsión asociado con una mala intención. Contrario a lo que se espera con el trabajo de duelo.

nos compele a sospechar sobre la posibilidad de considerar a la venganza como un acto reparatorio. Vol. en el que. 01 . que pretende igualarse al padecido por el ofendido y que determina la perpetuación de la relación entre las redes del ofendido y del ofensor sostenida por el castigo reivindicativo. a toda costa y bajo los medios que sea. es decir que quien la inviste de esta manera se está invistiendo a sí mismo a través de ella.Revista de Psicología GEPU. es decir. la venganza la ejerce el ofendido y se dirige contra el ofensor y los suyos. cuando el doliente ha hecho de esa defensa provisional que es la negación. Esta es investida en forma narcisística (por medio de los objetos que la encarnan). es decir. es decir. Este acontecer es propio de la venganza. de la megalomanía infantil (Green. La elaboración de la pérdida supone iniciar un proceso de organización del yo y tramitar los sentimientos hacia el objeto perdido. entender a la venganza como una de las posibilidades con las que cuenta el doliente para la continuación de su proceso de duelo. luego de una rápida comprensión de la dinámica psíquica de la venganza. en donde todo es completud. 1. un estado casi que inextinguible. se busca causar dolor a la fuente del odio. 1983). La instauración de la ofensa altera el equilibrio narcisista y por ende acarrea trasformaciones de la representación del yo. a la idea que determinó la importancia de esta última en la elaboración del duelo ante la pérdida de un intangible como la dignidad.206. No. En este último punto donde radica una de las principales cualidades de la venganza. Sin embargo esto no es posible cuando el objeto no posee completamente ese carácter de perdido. sea ya directamente al ofensor o a lo que éste signifique como amado. sino en un nuevo elemento de producción de daño. convirtiéndola. dicha idea es. 2. Figueroa (2004) afirma: ‚La venganza es una de las formas de . deseo de venganza. en donde el objeto del doliente. un objeto heredero de ese narcisismo infantil. no es el ausente. Ahora es necesario dar lugar. que en el caso que nos ocupa es la dignidad. no en un medio para prevenir la repetición de la ofensa. poseedor de una valiosa perfección. Ante esta fluctuación. sino un objeto idealizado. y es que ésta es extensiva. Esta negación de la pérdida y su retención por medio de la ilusión de castigar al otro. pp. El trabajo que el duelo opera consiste en desatar el enlace libidinal con el objeto. 2010.

cuanto más fuerte es el resentimiento. éste queda inmerso en la propia paradoja de sus remordimientos. Este remordimiento redunda en un resentimiento contra sí por la incapacidad de no defender ese ideal. sea cual sea el que suscite su malestar.ISSN 2145 . 2002). para la que “el superyó reclama un castigo implacable” (Kancyper. gracias a la demanda inconsciente hecha por la culpa. no tienen problema alguno para dominar sus pulsiones. reduce sus deseos de venganza a un acto persecutorio que obstaculiza la elaboración de su duelo convirtiéndolo en patológico. El carácter persecutorio de este acto. La culpa surge. pese a los ‚derechos al desquite‛ que el doliente mismo se ha atribuido. uno de ellos provocado por la vergüenza y el otro por la culpa. sin embargo. Es decir. sin . a manifestar un comportamiento autopunitivo. por la huella que deja en la memoria una acción condenable. y se manifiesta con el remordimiento consciente. imagina él. entender a la venganza como una de las posibilidades con las que cuenta el doliente para la continuación de su proceso de duelo. Aquello que se rompe es ese ideal del yo primario en donde el niño desea parecerse a sus padres pues. El segundo hace referencia al que genera la culpa ante la posibilidad de cometer una acción contra el otro. 1991).6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle persecución en el duelo en la que lo terrible e innombrable de la pérdida que ha causado ese duelo. más fuerte es la persecución (Speziale. tenderá a situarse y a padecer más un tipo de remordimiento que el otro. o por lo menos la intención de cometerla. el cual funciona como la fijación en la representación dolorosa que exige al ofendido. Situado entre en deseo de castigar al otro y la demanda que una parte de sí le hace al ofendido a castigarse. persiste como memoria mortificante”. es un hecho que ocurre. según las posibilidades que su configuración psíquica se lo permita. El primero es suscitado por la indignación ante el quebrantamiento del ideal. es el legado que debe padecer el doliente gracias al remordimiento y al sentimiento inconsciente de culpa que son suscitados por la realización de una mala acción contra el otro. es decir por el reconocimiento de la falta que deja la ofensa cometida por el otro y la imposibilidad de responder recíprocamente a ella. Cada doliente.

2. No. es preciso dejar claro a qué tipo de noción. pp. Antes de presentar las inferencias sobre qué es aquello que se pierde cuando es la dignidad lo que ocupa el lugar de pérdida.Revista de Psicología GEPU. embargo la probabilidad reparación que ofrece es completamente refutable ya que. sin importar si está del lado de lo tangible o de lo intangible. no es posible dejar de lado el sentido heredado de la tradición de . se alude. la venganza no establece ningún equilibrio y se instaura como un acto que condena al doliente a mayor frustración. Ante esto. 1. posición o ideal en el cual se haya invertido una carga afectiva significativa. el proceso de duelo surge frente a la pérdida de cualquier objeto. considerada como el magno exponente en cuanto a pérdidas se refiere. 01 . Y es precisamente en este último punto. los meritos individuales y la posición social. la libertad. señala que ‚el duelo es. del que se es acreedor por encima de las diferencias circunstanciales. son también investidas las circunstancias. CONCLUSIONES Freud en su texto “Duelo y melancolía” (1915). es por ello que las líneas generales de este proceso psicológico se han definido con relación a la muerte. en torno a la dignidad. los trabajos. Sin embargo la literatura psicológica ha centrado su atención en la naturaleza del objeto perdido. lo que en gran parte vendrá a determinar la tenacidad del proceso se asocia a la carga libidinal investida sobre el objeto que se pierde. la reacción frente a la pérdida de una persona amada o de una abstracción que haga sus veces. lugar. Por ello. los lugares. como la patria. es decir. un ideal. relación. donde la dignidad puede ubicarse como un objeto susceptible de perderse. que la intensidad del duelo no depende de la naturaleza del objeto perdido sino del valor que se le atribuye a dicho objeto. los bienes adquiridos. Si bien es cierto que existe una idea generalizada de Dignidad Humana en donde no tiene discusión alguna el sentido ontológico de la misma y la comprensión que de ésta se da en los términos kantianos de cualidad trascendental. es decir. por regla general. todo aquello que pertenezca al orden de lo propio o sea percibido como tal.”. rol. propone frente a este hecho.206. etc. de atributo propio de cada miembro del género humano. la revisión hecha permite aclarar que no sólo se inviste la relación con un otro. Capponi (1999). contrario a ser un acto reparatorio. Vol. lo intangible. 2010.

de lo simbólico. de esta manera se configura su dignidad. La noción que cada quien hace propia pertenece al terreno de lo subjetivo. al ámbito de lo privado y de su configuración.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle occidente. la dignidad (por medio de los objetos que la encarnan) es investida en forma narcisística. en un trozo de sí mismo que es constituyente de su identidad. ubicar su valor y reconocer su importancia por medio del padecimiento de la ofensa. es decir. La ofensa trae consigo un desinvestimiento narcisista de sí mismo y por ende conduce a trasformaciones de la representación del yo que alteran el equilibrio narcisista y dispara diversas angustias y defensas. a su vez. con aquello que ha proyectado. es decir la ofensa contra el objeto que . permite situarla como una noción que da cuenta del valor que de sí misma tiene una persona y del valor que ésta supone. El recorrido realizado sobre la dinámica psíquica de configuración de la dignidad. lo que conlleva a quien la inviste de esta manera. se instala como esa parte de lo real que suscita la connotación simbólica de la pérdida. en el cual la dignidad pertenece al orden de lo particular donde cada persona ha abstraído de la idea generalizada. La persona se identifica con el reconocimiento que los otros le otorgan a su noción actuada de dignidad. La valoración que cada quien tiene de sí suscita una conducta manifiesta. Esta pérdida se caracteriza por el investimiento particular que se hace sobre los objetos que padecen el agravio. instaurándose como un sentimiento de sí y a su vez como un hecho objetivo que el entorno hace real. esto debido a que es el quebrantamiento de la dignidad quien pone de presente su falta y el que permite.ISSN 2145 . El ofendido queda condenado a padecer la pérdida del objeto propiamente dicha. su propia noción en la que logra significar lo esencial de su dignidad en algo único e inconfundible. quienes le devuelven al otro reputación o prestigio. La afrenta sobre los depositarios de la dignidad. la cual es reconocida por los otros. es decir. los cuales son sólo una representación parcial de la misma. Al hablar de la pérdida de la dignidad se apunta a la ofensa que contra los objetos que la encarnan se comete. ve en ella la sociedad en la que está inmersa. y es esta noción a la que se alude cuando se refiere a la posibilidad de la pérdida de la dignidad. a investirse a sí mismo a través de ella.

Revista de Psicología GEPU, Vol. 1, No. 2, 2010, pp. 01 - 206.

encarne el sentido de su dignidad, como también a sufrir un dolor de orden narcisista, es decir, a soportar la herida que se inscribe. De esta manera, aquello que se pierde con la ofensa a la dignidad y que debe ser elaborado con el proceso de duelo, es un trozo de sí mismo. En torno al cuestionamiento que aquí nos ocupa: el proceso siguiente a la pérdida de algo de orden simbólico, es decir, la elaboración de la ofensa, consideré durante la revisión realizada, tres de las condiciones primordiales que facilitan o perturban la resolución del duelo sucesivo a la pérdida de dignidad, los cuales permiten advertir los posibles caminos a tomar por parte del ofendido confinado a tramitar su dolor. La primera condición es el grado de narcisismo en la relación con aquello perdido, pues éste atañe al nivel de idealización proyectado en el objeto ahora ausente. En el caso de la ofensa contra los objetos que encarnan la dignidad, la proporción del vínculo narcisista, indica que la dignidad es una extensión del yo, lo cual conlleva a que su pérdida desencadene mayor frustración, agresión y dolor psíquico.

La segunda condición hace referencia a la constatación, por medio de un despojo real, de la ausencia de aquello que se pierde, la cual permite entablar el lento proceso de aceptación de su pérdida. Cuando es un trozo de sí mismo aquello perdido, no existe otro despojo que el yo mismo, lo cual deja expuesto al ofendido a un daño continuo, pues éste debe aceptar que una parte del yo se ha deshonrado, que está en falta, y aquella parte que aún queda debe reconstruir su mundo interno. Por último, y no menos importante, se encuentra el reconocimiento que de la pérdida hace la sociedad en la que está inmersa el doliente. De la misma manera en que el entorno reconoce la noción actuada de dignidad de cada persona, ante la afrenta debe dar lugar al reconocimiento de la ofensa cometida contra la dignidad del doliente. El objetivo de que el contexto se identifique y se solidarice con el dolor del ofendido es delimitar a este último del ofensor, y tomar contra éste las medidas convenientes, para con ello disminuir el odio y la impotencia del ofendido y hacer que éste recupere la dignidad en la mirada de los demás.

ISSN 2145 - 6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle

Así, ante un doliente abatido por un gran dolor psíquico, frustrado, lleno de agresión y con la responsabilidad a cuestas de reorganizarse, pese a su propia falta, el reconocimiento del contexto le permite iniciar el trabajo reparatorio para la resolución del duelo. Sin embargo, a pesar de darse, puede no resultar suficiente para el ofendido, lo que compele a éste a asumir la continuidad de su elaboración bajo las posibilidades que su configuración psíquica se lo permita. El doliente cuenta con dos posibilidades para la continuación del proceso, la venganza o el perdón. Existen daños que permanecen inalterables con el paso del tiempo, ofensas que parecieran nunca se disipan y que devienen inadmisible la consideración del perdón, así éste traiga consigo ganancias secundarias, como el reconocimiento de los otros. Esas ofensas imperdonables e imposibles de asumir impelen al ofendido, a como dé lugar, a vengarse de su victimario, demostrándole a éste la medida en que le ha sido infligido el daño. El doliente se venga presumiendo que con el daño al otro reivindica a la herida que soporta y a su vez, podrá recuperar aquello perdido. Esto deja confinado al ofendido, que decide

vengarse, a un duelo inconcluso, pues la promesa de continuidad con aquello que ya no está lo seduce de manera tal que lo condena a un estado de negación de la pérdida. En tales condiciones no tendrá lugar el proceso de desatar el enlace libidinal con el objeto, y se postergará indefinidamente la reorganización del mundo interno del doliente. La venganza se instala como un acto que condena al doliente a mayor frustración y notable desequilibrio psíquico. El recorrido hecho permite vislumbrar cómo el perdón puede situarse como posibilidad de resolución, pese a que su naturaleza no es otra que la renuncia voluntaria a responder recíprocamente al daño que el ofensor ha causado. El doliente debe enfrentarse de manera adaptada “al daño narcisista de manos de otra persona” (Horwitz, 2006), y su renuncia al desquite reduce la perturbación que causa la ofensa en el yo, esto, logrando a su vez que el deseo del castigo reivindicativo por sus propias manos aplaque, y su pretensión imperante de destruir al otro como forma de compensación, no se despliegue como producto del desequilibrio psíquico.

Revista de Psicología GEPU, Vol. 1, No. 2, 2010, pp. 01 - 206.

El perdón se dispone como un acto reparatorio que posibilita la elaboración del duelo del ofendido, facilitándole la reorganización de su estructura interna, permitiéndole a su vez, quebrar el espiral de violencia que suscita odios generacionales en la descendencia ofensor-ofendido. REFERENCIAS Abel, O. El perdón. Quebrar la deuda y el olvido. (1992). Madrid: Ediciones Cátedra. Andorno, R. Bioética y dignidad de la persona. (1998). Madrid: Editorial Tecnos. Caponni, R. Chile: Un Duelo Pendiente. Perdón, Reconciliación, Acuerdo Social. (1999). Chile: Editorial Andrés Bello. Castellanos, W. El don del perdón. (2004). Desde el Jardín de Freud. Revista de Psicoanálisis, No 4. Universidad Nacional de Colombia. Crespo, M. El perdón. Una investigación Filosófica. (2004). Madrid: Ediciones Encuentro.

Crespo, M. ¿En qué condición? Algunas notas filosóficas sobre el perdón. (2001) Universidad Complutense de Madrid. Derrida, J. Entrevista concedida a Antoine Spire, en el programa televisivo de France Culturel (1998) 17 de Septiembre. Tomado de www.jacquesderrida.com.ar/textos/justicia_pe rdon.htm Figueroa, M. El duelo en el duelo. La persecución y la venganza. (2004).Desde el Jardín de Freud. Revista de Psicoanálisis, No 4. Universidad Nacional de Colombia. Freud, S. Duelo y melancolía. (1915). Obras Completas. Buenos Aires: Amorrortu Editores, 1980. Freud, S. Estudios sobre la Histeria. (1893). Obras Completas. Buenos Aires: Amorrortu Editores, 1980. Green, A. Narcisismo de Vida, narcisismo de muerte. (1983). Buenos Aires: Amorrortu Editores. Habermas, J. El futuro de la naturaleza humana. (2001). Barcelona: Editorial Paidós, 2002.

ISSN 2145 - 6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle

Hornstein, L. Narcisismo: Autoestima, Identidad, Alteridad. (2000). Buenos Aires: Editorial Paidós. Horwitz, L. La capacidad de perdonar: perspectivas intrapsíquicas y evolutivas. (2006). Traducción de Marta González Baz. Revista Aperturas Psicoanalíticas, No 23. Jankélévich, V. El Perdón. (1967). Traducción al español 1999. Barcelona: Editorial Seix Barral. Jankélévich, V. Lo imprescriptible. (1986). Traducción al español 1987. Madrid: El Aleph Editores. Kancyper, L. Resentimiento y remordimiento. Estudio Psicoanalítico. (1991). Buenos Aires: Editorial Paidós. Kant, I. Fundamentación de la metafísica de las Costumbres. (1785). Madrid: Editorial Espasa-Calpe, 1977. Klein, M. Amor, Culpa y Reparación (1937). Buenos Aires: Editorial Horme, 1981. Lefranc, S. Políticas del Perdón. (2004). Madrid: Ediciones Cátedra.

Lévy, M.; Muxel, A.; Percheron.; A. Cuadros de Honor. (1992). En ‚El Honor‛ de Marie Gautheron. Madrid: Ediciones Cátedra. Lichtenberg, J.; Shapard, B. El odio rencoroso y vengativo y sus recompensas: Una visión desde la teoría de los sistemas motivacionales. (2001). Traducción de Ariel Perea Jeréz. Revista Aperturas Psicoanalíticas, No 8. Masso, E. La Identidad Cultural como patrimonio inmaterial: relaciones dialécticas con el desarrollo. (2006). Revista THEORIA, Vol.15, No 001. Chile. Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos. Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y culturales. (1966). Bogotá: Editorial Escuela Superior de Administración Pública, 1990. Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos. Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos. (1966). Bogotá: Editorial Escuela Superior de Administración Pública, 1990. Organización de las Naciones Unidas. Declaración Universal de los Derechos

Solari. la venganza y la responsabilidad. . La Dignidad de la persona desde la Filosofía del Derecho. ¿Qué es la dignidad Humana? (2005). Ramos. El self y el proceso de duelo. (1948). (1998). (2003). (2001). 2. R. L. Pitt-Rivers. México: El Manual Moderno Editores. J. F. Una experiencia de trabajo psicosocial en Chile. (1987) Chile: Publicaciones FASIC. Madrid: Editorial Biblioteca Nueva. XX. De la venganza y el perdón. Revista Colombiana de Psicología. No 4. 2010. Universidad Nacional de Colombia. De la gracia y de la Dignidad. Diccionario de la Lengua Española. El perdón. A. (1992). Cuadernos Bartolomé de las Casas. Buenos Aires Papacchini.Revista de Psicología GEPU. Agonía. Trauma Duelo y Reparación. Humanos. Madrid: Ediciones Cátedra. Schiller. (2002). 1962. Revista de Psicoanálisis. H. 1. Editorial Espasa. Buenos Aires: Editorial Nova. Madrid. Speziale. Universidad Nacional de Colombia. No 7. Madrid: Editorial Dykinson. Real Academia Española. En ‚El Honor‛ de Marie Gautheron.206. G. (1992). C. Vol. A. (1995). Sádaba. Revista de Psicoanálisis de la Asociación Psicoanalítica de Buenos Aires. pp. No. Buenos Aires: Eudeba. Consideraciones sobre el remordimiento. (1793). Desde el Jardín de Freud. La Dignidad Humana. (2004). Bogotá: Editorial Ancur. La enfermedad del honor. (1998). E. F. La culpa. Vol. Barcelona: Editorial Paidós. muerte y duelo. Los derechos humanos a través de la historia. Herder Editorial. 01 . Weinstein. Sherr. La Soberanía del Yo. Normas Internacionales de los derechos humanos. No 2. (1998). Torralba. J. 2003. Ortiz. Peces-Barba. Vigésima segunda edición.

ISSN 2145 .6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Nombre de la Obra: SIN TITULO I Artista: JENNIFER MANRIQUE Año: 2010 .

estarán consolidadas y generosamente desarrolladas.203. unbewust. una mirada conceptualhistórica. inconsciente y tramitación” Iván Alexis Alcaide Troncoso98 Universidad UCINF Recibido: 13 de Mayo de 2009 Aceptado con Recomendaciones: 9 de Octubre de 2009 Aprobado: 28 de Octubre de 2009 Referencia Recomendada: Alcaide. Siguiendo con el concepto de pulsión. Tramitación. Para finalizar revisaremos la relación que tiene la pulsión sexual con los objetos que Freud denomino autoerotismo. Por eso en el comienzo el primer concepto metapsicológico que se revisa es das weis ich nichts. ya en interpretación de los sueños. una lógica unbewust. Psicoanálisis. pasando por el narcisismo hasta el reencuentro con el objeto total en el amor objetal. para vislumbrar ahí los rudimentos de las nociones que. Y por último. Psicoanálisis. logra ejercer efectos desde la oscuridad hacia la luz. como una manera de vislumbrar problemáticas humanas que tienen que ver con la tramitación psíquica de la sexualidad y su huella inconsciente. se anexa a esto la aparición de un nuevo elemento y es. Revista de Psicología GEPU. Palabras Claves: Inconsciente. de una lógica hacia otra. 2010. 1. uno trabaja cuando algo le impone una carga que tiene que ser tramitada por lo psíquico (por ejemplo: la sexualidad). En estos lapsos donde se trabaja con otro elemento fundamental para el psicoanálisis. 2. la ausencia de saber de los pacientes ante su padecer.Histórica a98 “Das weis ich nichts. I. 175 . Correo electrónico: lovage_16@hotmail. Vol. Persiguiendo la revisión de las primeras aportaciones psicoanalíticas hacia el concepto de aparato mental. Histeria. 01 . ausencia que recurre y nos lleva a una lógica distinta a la consciente.206. enstellung No saber. Psicoanálisis. Diplomado en Teoría y Clínica Psicoanalítica del Instituto de Psicoanálisis de IPAN AaBensindCenter Centro de Estudios & Formación en Psicoterapia Psicoanalítica. Una Mirada Conceptual . No. que lo psíquico funciona mediante transformaciones (enstellung).com 98 98 . 1 (2). que aparece como un fantasma. junto con la sexualidad se inserta la teoría psicosexual. esto nos traslada a la conclusión de la existencia de lo inconsciente como fundamental dentro de lo psíquico.Revista de Psicología GEPU. que la mente humana funciona como un aparato y es acá donde se desarrolla la primera teoría de los sistemas psíquicos. que es la pulsión. y que este inconsciente es inconsciente pero eficaz. inconsciente. Resumen: El estatuto del texto tiene como cimientos los primeros artículos freudianos hasta 1920. (2010). Licenciado en Psicología con distinción especial de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad UCINF. Primera Tópica. Y este elemento desarrollado en el texto es entendido como aqu-ello que logra poner en situación de trabajo al aparato psíquico. pp.

1977). Y a lo que Lacan reafirma es su texto denominado los cuatro conceptos fundamentales del psicoanálisis: “Ninguna praxis más que el análisis orienta hacia aquello que. es el núcleo de lo real” (Lacan. Dentro de estos conceptos ideo-históricos. es decir. en el corazón de la experiencia. Pero. Este no saber que conlleva muchas veces un fenómeno de dolor psíquico y de innervación motriz en las clásicas histéricas de Viena del siglo XIX.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle “Y como Freud es para nosotros el dios enaltecido. aquella ausencia de saber no se queda ahí. y por tanto metapsicológicos. conceptos que en un principio no estaban explícitos en la obra de freudiana pero que. los conceptos fueron renovándose sin perder su pasado para demarcar el sendero futuro del psicoanálisis en su forma de operar (técnica).ISSN 2145 . Ya desde el escrito más positivista de este autor se encuentra la existencia de éste no saber. es el que asienta la mordaza en la palabra. Por lo anterior. . condición <<consciente>>” (Freud. 1915). se tropieza preponderantemente con la existencia ausente de saber del paciente sobre su padecer. del registro de lo real para Lacan. sino más bien ese no saber tiene una significación.Eidelsztein (1999) Desde la génesis de la obra de Freud nos tropezamos con conceptos fundadores de la técnica y mayoritariamente de la teoría psicoanalítica. Entonces este no saber consciente. lo cual deja en silencio al sujeto. Freud postula en filiación a la terapia psicoanalítica en su escrito lo inconsciente acerca de este otro saber: “En la medida en que queramos avanzar hasta una consideración metapsicológica de la vida anímica tendremos que aprender a emanciparnos de la significatividad del síntoma. a posteriori tomaron su significación por medio de la desconstrucción de la propia teoría. Pero esta causa no es azarosa. como no es casualidad para el psicoanálisis. una causa que está perdida para el sujeto que padece este dolor. donde el sufrimiento o dolor psíquico está caracterizado por la sentencia alemana “das weis ich nichts” lo que significa ese no saber del paciente. así como en su teoría. tiene que ver con una causalidad. Llegó la hora de revisarlo” . una respuesta que es ausencia presente de saber. aunque alejada de la causa manifiesta y por tanto consciente. tenemos entonces fe en él.

de la lógica inconsciente como subconsciente. Más aún. distorsión. Freud comienza a pensar la existencia de un determinismo psíquico en la vida anímica de los sujetos. No. lógica en la cual se encuentra la semilla de ese saber que falta. aquello que no cesa de no inscribirse en la vida psíquica del paciente. Sumado a este elemento de transformación y tramitación de dos lógicas psíquicas. e incluso antes. pp. 01 . un saber equivocado muchas veces para la consciencia. Debido a ello no existe lugar para una casualidad en el fenómeno psíquico. este no saber. es más. este no saber consciente está asociado o mantiene un enlace asociativo con un contenido de otro orden que el consciente. la histeria es una enfermedad del alma. una lógica de funcionamiento mental distinta a la consciente “unbewust”. algo que se repite. sino más bien una regularidad sin azar que está disipada para el propio saber del sujeto. A propósito de lo anterior estos contenidos psíquicos son transformados. es esta falta de saber del sujeto sobre su padecer como también la ausencia de saber de la significación de su propio mundo onírico quien lo lleva a tener la ilusión de que los sueños sólo sueños son. pues si no fuera así podríamos dar una explicación a nuestro sufrimiento y a nuestros propios sueños. por Ej. 2. con lo cual Freud revela que las parálisis histéricas tienen causalidad psicógena. Ya en 1900. tan absurdos y faltos de lógica consciente. que ya en su escrito comparativo entre las parálisis orgánicas e histéricas hace mención. 2010. el autor manifiesta que si se le ocurre un número al azar. esto no es posible. En conclusión.Revista de Psicología GEPU. una regularidad en la vida anímica del sujeto. Entonces. como postula Nietzsche. Por así decir. algo que no puede no ser. postula que nada de lo psíquico es arbitrario. por eso ya desde acá se puede vislumbrar cómo . pues el número que le sobreviene será comandado por pensamientos que están en él. este saber en falta nos conduce a una lógica de funcionamiento psíquico más allá del tan respetado por psicólogos y muchos filósofos saber consciente. Vol. una lógica inconsciente. la transformación implica un cambio en los distintos elementos de ese saber dado por las propias diferencias de los dos ordenes psíquicos. es una repetición. pues cada transformación es eso.206. aparece lo inconsciente como parte fundamental de lo psíquico. 1. sometidos a un proceso que Freud llama “enstellung‛. un eterno retorno de lo igual. pero alejados de su designio del momento.. o el número del ejemplo anterior.

Así pasamos de la biología propia del período en que Freud comenzó a teorizar.ISSN 2145 . anestesias y neuralgias. es el inconsciente y su lógica lo fundamental y la consciencia lo epifenoménico del quehacer psíquico. en las cuales el síntoma pasa a ser su simbolización. eran consideradas consecuencias de perturbaciones funcionales del sistema nervioso. Por tanto. nos es tan desconocido en su naturaleza interna como lo real del mundo exterior. por tanto la clásica anestesia de guante pasó de ser una enfermedad de los nervios. con origen fisiológico. y es el inconsciente donde se encuentra el fundamento de la vida anímica. tanto en términos patológicos como en la propia vida cotidiana. un síntoma histérico en este sentido puede ser. más allá de causas orgánicas que reducen posibilidades de comprensión en el padecer humano. Freud en este articulo logró diferenciar que los síntomas histéricos tienen un sentido que deriva de la historia del paciente. Ya en 1900 Freud determina que el inconsciente es parte fundamental de lo psíquico. por ejemplo. por ejemplo. y son los mandatos de este inconsciente los que atraviesan las realidades psíquicas de los sujetos. que ahora tiene que ver con la representación simbólica de una escena real o fantasiosa no elaborada por el psiquismo. y nos es dado por los datos de la consciencia de manera tan incompleta como lo es el mundo exterior por las indicaciones de nuestros órganos sensoriales (Pág. sino que se trata de una anatomía subjetiva.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Freud comienza a recurrir a la psicología para llenar los vacíos del determinismo médico de la época. hacia lo que posteriormente seria el psicoanálisis. Mientras para la neurología de ese periodo las parálisis. la parálisis de una mano y para Freud aquello no guarda relación con los datos que la biología nos proporciona acerca de nuestro cuerpo. donde la palabra es un puente verbal hacia la comprensión de ese dolor. que comienza a vislumbrar las problemáticas psicopatológicas desde la historia del paciente. sus escenas reales y/o fantasmáticas. En este mismo año Freud (1900) postula la siguiente tesis: Lo inconsciente es lo psíquico verdaderamente real. 600). a un problema en la representación del brazo. aunque muchas veces ellos no puedan o no quieran saber de ello que aún . Lo que se deduce de la cita anterior es que la consciencia está más ausente que presente en la realidad psíquica.

pero inconscientes. Freud Tomo II. que el tiempo en ese sistema no transcurre. Es acá donde nos dice Freud: Los enfermos no disponen de estos recuerdos… Estas vivencias están completamente ausentes de la memoria de los enfermos en su estado psíquico habitual. son un sufrimiento y un alivio. o porque se trata de cosas S.Revista de Psicología GEPU. Amorrortu. o su acción específica denegada. Estudios sobre la histeria. o están ahí presentes sólo de una manera en extremo sumaria. Pág. O porque circunstancias sociales las imposibilitaron. 99 . 01 . puesto que se manifiestan o ejercen efecto en la consciencia. 1893-1895. por esto aparece el no recuerdo del paciente y. por tanto. como estos mismos recuerdos se han conservado por muchos años con asombrosa frescura. en consecuencia. tales como el síntoma neurótico. 2010. 2.206. la enfermedad psíquica para Freud en éste periodo está comandada por un no querer y no poder saber de las manifestaciones inconscientes que atraviesan a los sujetos en la intimidad de su ser y que a la vez. pp. 35 y 36. estas manifestaciones. Tiempo antes de este período el propio Freud manifiesta en su clásica Comunicación Preliminar (1895) cómo la histeria tiene una lógica causal de orden inconsciente y cómo los recuerdos son inconscientes pero eficaces. Pero. En este mismo opúsculo Freud explica cómo estas representaciones inconscientes no tienen asociación con las representaciones conscientes. En conclusión. Vol. Y más aún.99 Por lo antes convocado en las palabras del texto freudiano se puede vislumbrar el no trámite o la no transformación de una lógica inconsciente hacia una lógica consciente progresiva que es lo que genera la ausencia de este saber de la consciencia aristotélica. No. dan pie para que en el futuro se resignifiquen y aparezca la característica del sistema inconsciente de su atemporalidad. no ha sido nombrado. las lagunas de saber en su singular padecer. son devenidos en síntomas histéricos. 1. ¿cómo explica esta escisión de consciencia o consciencia segunda en éste periodo el autor? Lo explica como una no reacción adecuada frente a la vivencia de dolor psíquico y esta cerrazón. puede darse porque: Los enfermos no reaccionan frente a traumas psíquicos porque la naturaleza misma del trauma excluía una reacción….

donde las vivencias del paciente y las defensas sobre estas vivencias S. Lo realmente notable de esta elaboración. Amorrortu.38. hasta lograr la ilusión de parecer síntomas autónomos. Freud postula una segunda condición para la no reacción frente a los dolores psíquicos y ésta reza así: “No está comandada por el contenido de los recuerdos. Pág. 35 y 36. 1893-1895. 102 S. 36. Freud Tomo II. por tanto.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle que el enfermo quería olvidar y por eso adrede las reprimió. Estudios sobre la histeria. Amorrortu. donde los designios del sujeto. recuerdos portadores de síntomas. no permiten una acción especifica para reducir este exceso de trabajo (voluntad contraria. siendo. sino por los estados psíquicos en que sobrevinieron las vivencias en cuestión… síntomas histéricos que se generaron de estados afectivos graves y paralizantes… en estados psíquicos anormales” 101 A propósito de lo anterior. 101 S. Pág. Freud Tomo II. indicios de represión). Freud Tomo II. Y como segunda forma de no reaccionar. se entiende que los traumas psíquicos generan exceso de trabajo al aparato mental. Amorrortu.38. 103 . 1893-1895. Pág. 100 dentro del aparato psíquico. sino más bien que: “Una sofocación trabajosa puede producir una escisión de grupos de representaciones aún en quien este fenómeno no preexistía”103 Freud con esta elaboración va más allá de la predisposición propia del espíritu de la época y del pensamiento biologicista. Amorrortu. como su no asociación a eslabones de representaciones conscientes S. Es acá donde Freud escribe: “Base y condición de la histeria es la existencia de estados hipnoides” 102 Ellos son estados que se pueden asociar entre sí y ganar cada vez más terreno en la vida psíquica de los pacientes. Pág. 1893-1895. Estudios sobre la histeria. con lo cual se lograría repartir las cantidades de excitación y tramitar las representaciones del aparato psíquico. como lo son en la llamada histeria monosintomática. Freud Tomo II. primera forma de no reacción.100 Y manifiesta que esos recuerdos son los que luego emergen en la terapia. Por último. logrando diferenciar así la histeria de la predisposición de neurosis traumática y proponiendo una multicausalidad de la patología neurótica.ISSN 2145 . es el estado de consciencia secundaria el que impide tanto la acción especifica. Estudios sobre la histeria. no es el estado de conciencia segundo en el cual pueden aparecer los síntomas. 1893-1895. Estudios sobre la histeria.

Freud propone que en este aparato psíquico hay procesos de pensamiento que son distintos a los conscientes. EL APARATO PSÍQUICO: LA PRIMERA TÓPICA “Si no puedo inclinar a los poderes superiores. a lo menos en vigilia. un tercer componente. que logra realizar trabajos psíquicos llamados pensamientos. Vol.Revista de Psicología GEPU. En este conjunto existen lugares (topos) diferentes. Este primer concepto matriz tiene como base la existencia de un aparato psíquico en el cual prevalecen pensamientos que son de órdenes y lógicas distintas.Virgilio Persiguiendo la revisión de las primeras aportaciones psicoanalíticas hacia el concepto de aparato mental y entendiendo que el avance de la teoría es imperioso. 1. En resumen. que ya postulaban que nosotros pensamos. preguntándose. toman un lugar preponderante en la génesis de los síntomas psiconeuróticos. es decir. con tramitaciones psíquicas desde lo inconsciente hacia lo consciente. nos traslada a la conclusión de la existencia de lo inconsciente como fundamental dentro de lo psíquico. 2. Con esta aproximación Freud se proyecta más allá de la concepción de los griegos. al cual Freud llama aparato mental. pp. crean el trabajo de pensar que está dado por dichas tramitaciones o ligaduras psíquicas. aseveración que lo lleva al establecimiento de la conocida primera tópica del aparato psíquico. cada paso de los elementos de cada uno de estos sistemas de la primera tópica para acceder proactivamente al sistema próximo tiene por . 2010. No.206. 01 . Por eso. una lógica inconsciente. se puede afirmar que el no saber del paciente nos lleva a una lógica distinta a la consciente. Freud venía jugando. que lo psíquico funciona mediante transformaciones de una lógica hacia otra. que desde la mirada de Winnicott. logra ejercer efectos desde la oscuridad hacia la luz. Como el propio autor lo propone. Estas tramitaciones son las que generan el trabajo psíquico y consecuentemente. que en efecto contienen formas de pensamiento disímiles. Y por último. Y es que la mente humana funciona como un aparato. moveré las regiones infernales” . como veremos. Por tanto. hay que sumar la aparición de un nuevo elemento. este aparato está constituido de instancias o gobiernos psíquicos que tienen una orientación espacial persistente. y que este inconsciente es inconsciente pero eficaz.

ya en interpretación de los sueños Freud (1900) postula que: “Existe una secuencia fija entre los sistemas psíquicos.ISSN 2145 . Por ahora se tiene que concebir que cada paso de una de las instancias mencionadas hacia la otra proactivamente tiene como base y criterio una transformación. funciona como un aparato reflejo. Este aparato que comanda nuestro pensar desde un lugar a otro progredientemente al menos en la vigilia. nos dice Freud. éste mismo por regla no puede conservar las alteraciones sobrevenidas a sus elementos y a pesar de ello conservarse abierto a nuevos estímulos. no como una zona física. pero nada conserva de ellos y por tanto carece de memoria.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle lógica una transformación (enstellung). ‚en los sistemas psíquicos memoria y cualidad para la consciencia se excluyen entre sí (Freud. He aquí la primera diferenciación de dos lugares psíquicos que Freud manifiesta cuando formula que: Suponemos que en un sistema del aparato. es decir. el delantero recibe los estímulos perceptivos. A propósito de esto. 1900). tiene que existir un cambio comandado por una tramitación que exige el paso de un lugar a otro. para pasar de una localidad psíquica a la otra. y cada instancia tiene su propia función que se explicará después. Se puede deducir entonces la siguiente identidad: Percepción = Cualidades Sensoriales = Sistema Consciencia Memoria = Inconsciente Recuerdos = Sistema Pero entre estos dos sistemas existe un tercer y mediador sistema que Freud denomina . pues el autor está especulando este aparato anímico a partir de la psicología. que a través de ciertos procesos psíquicos (pensamientos) los sistemas son recorridos por la excitación. por tanto. pues la actividad psíquica comienza en estímulos (externos e internos) y termina en acciones. Pero si un sistema comanda la admisión de los estímulos. Este conjunto mental consta de tres instancias: inconsciente. vale decir. preconsciente. dentro de una determinada serie temporal” Es de suma importancia aclarar que este aparato y sus instancias no son lugares anatómicos. consciente. Y que tras él hay un segundo sistema que transpone la excitación momentánea del primero en huellas permanentes‛.

32. el inconsciente contiene todos los recuerdos que no son accesibles a la conciencia de una forma directa y más aún. 2. 1893-1895. 105 S. Freud Tomo II. De esta forma. No. para Freud la conciencia se sitúa en la periferia del aparato psíquico. pero se diferencian de los contenidos del inconsciente por estar accesibles a la conciencia. cuya misión es tratar de alcanzar la consciencia sin más demora. desde el punto de vista tópico. Amorrortu. por tanto. Además. Con estas concatenaciones de ideas se puede avizorar cuáles eran los fundamentos de la terapia psicoanalítica en pañales. la puesta en el soma de dicho afecto no tramitado por el aparato psíquico.104 Y es este mismo afecto que por su no asociación a representaciones conscientes el que: La conversión histérica completa. 1. Vol. con la ayuda de un mecanismo del aparato anímico llamado atención. parafraseando a Laplanche (1996). 2010. la representación originariamente afectiva ya no convoca a el afecto. El sistema que se encuentra tras el preconsciente es el inconsciente. recibiendo tanto la información del mundo externo como la del propio mundo interior. Pág. Freud Tomo II. sino sólo al reflejo anormal105 Es decir. el inconsciente de esta primera tópica está constituido por contenidos reprimidos. 01 . 1893-1895. por así decir. Por último. todo pensamiento inconsciente es necesario que sea preconsciente para que llegue a la consciencia. es decir. Pág. Estudios sobre la histeria. convocando al mismo tiempo el afecto acompañante. y cuando luego el enfermo describía ese proceso de la manera más detallada posible y expresaba en palabras el afecto.206. pp. preconsciente. . Sobre la psicoterapia de la histeria. Estudios sobre la histeria. esa causa perdida). Por otro lado. este sistema es aquel que tiene las llaves de las compuertas hacia los actos volitivos. la excitación originalmente intracerebral del afecto ha sido trasmutada en el proceso excitatorio de vías periféricas. y lo es pues no tiene acceso a la consciencia de forma directa. el preconsciente tiene que ver con operaciones y contenidos que no están presentes en el campo actual de la conciencia. 104 S. la tramitación desde las instancias y esta tramitación hacía desaparecer los síntomas histéricos cuando: Se conseguía despertar con plena luminosidad el recuerdo del proceso ocasionador. de transformación mental. Amorrortu. que pase por un proceso de trámite psíquico. 218.Revista de Psicología GEPU. (es decir.

empuje. Es aquí donde la especulación de Freud empieza a des-velar una energía que se encuentra entre lo somático y lo psíquico. la pulsión es de carácter endógeno y el estímulo es de carácter externo. La pulsión es una suma energética de trabajo que se monta al aparato mental. uno trabaja cuando algo le impone una carga que tiene que ser tramitada por lo psíquico (por ejemplo: la sexualidad). es decir. Vale decir. como veremos. Es decir.ISSN 2145 . puesto que la excitación de los estímulos proviene desde fuera. de componente biológico que para lograr llegar a lo psíquico debe tener un representante. en cambio la excitación pulsional se origina desde dentro del organismo. un proceso dinámico que presiona al organismo hacia un fin. cuya fuerza debe tener un origen indudablemente somático. sumado a . que tiene por base una transformación. por tanto del cuerpo. lo que penetra a lo psíquico es la representación y el afecto concomitante de la pulsión. pues. pensamos porque algo nos pone una carga psíquica. 1992). 153). ya que la pulsión en sí es sólo “monto de excitación orgánica”. algo que late. pero al pasar a lo psíquico se transforma en representación. Por tanto. es en éstos lapsos donde se trabaja con otro elemento fundamental para el psicoanálisis que es la pulsión. Pero antes de 1905 Freud ya lograba esbozar una diferenciación entre los estímulos (excitación exterior) y las pulsiones (excitación endógena). tiene que ser transformada en índice de representación. Y este elemento es el que logra poner en situación de trabajo al aparato psíquico.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle o como diría Lacan: ‚La conversión es un símbolo inscrito en la arena de la carne. una exigencia al aparato mental. la que en principio proviene desde nuestro cuerpo y busca su tramitación en el alma. EL CONCEPTO DE PULSIÓN “TRIEB” Pulsión del yo y Pulsión sexual Es en éste momento (1985-1900) cuando se instalan los fundamentos de la teoría y la terapia psicoanalítica.” (Stolorow & Atwood. En Tres ensayos (1905) es donde Freud define y nombra por primera vez la pulsión como: “La agencia de representante (repräsentanz) psíquica de una fuente de estímulos intrasomáticos en continuo fluir” (Pág. pero no se queda ahí. la pulsión es un elemento exclusivo de la actividad orgánica. Freud denominó la palabra pulsión en alemán como “trieb‛. que es el pensar.

2. por tanto si esta pulsión no es satisfecha la existencia humana se vería seriamente amenazada. en éste tiempo para Freud la pulsión sexual devino a posteriori. 1. es algo que antecede a la constitución de cualquier génesis del aparato .206. sino que es sólo una medida de exigencia de trabajo para la vida anímica (Freud. ya que el yo encuentra en las pulsiones de autoconservación la mayor parte de la energía para la defensa contra la sexualidad. las pulsiones sexuales que se apoyan como veremos en las pulsiones yoicas. 2010. es decir. No. que obviamente se enmarca en el pensamiento Darwiniano y que transforma Freud. La pulsión del yo en Es ahí la unión psique-soma freudiana. para el yo lo más importante es vivir. de la pulsión no se puede escapar mediante la huida. la única opción que tiene el sujeto es satisfacerla. y por eso en este período Freud ubica la pulsión del yo con la autoconservación. una teoría dual donde por un lado están las pulsiones del yo o las denominadas también de autoconservación (necesidades vitales) y por otro. pp. es decir para defenderse de las pulsiones sexuales. pues ella manifiesta un carácter de perentoriedad. 117). En consecuencia. como una medida de exigencia de trabajo que es impuesta a lo anímico a consecuencia de su trabazón con lo corporal (Pág. 1905). Vol. A propósito de eso Freud genera la primera teoría de las pulsiones. La primera pulsión. En resumen. 01 . mental y esto que antecede es la sobrevivencia. En cambio. el aparato psíquico de los estímulos externos puede escapar mediante la huida. esta primera pulsión que le pone una carga de trabajo al aparato psíquico es lo que Freud llamó pulsión del yo. un representante que proviene del cuerpo y alcanza el alma. ya que la excitación es proveniente del interior del organismo y no es momentánea como en el estímulo. el estimulo es momentáneo. o sea. Es acá donde Freud encuentra la base del conflicto psíquico. La pulsión es constante: Es un deslinde de lo anímico respecto a lo corporal… en sí la pulsión no tiene cualidad alguna. Entonces.Revista de Psicología GEPU. la pulsión queda definida en los trabajos metapsicológicos de Freud (1915) como: Un concepto fronterizo entre lo anímico y lo somático. esto. A propósito de la pulsión del yo y como ésta es pedestal de la sobrevivencia y sirve en principio como apoyo a la pulsión sexual. ya que se presenta de una sola vez.

o algún otro objeto que lo reemplace y que lo reencuentre con ese plus de placer vivenciado con anterioridad.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle esos años (1985 a 1905) Freud la vincula con la agresividad. que es un deseo del yo. sin objetos del mundo externo. llega hasta la reproducción del narcisismo primario” (Pág. la pulsión del yo no es agresiva pero utiliza la agresividad para lograr la satisfacción muchas veces. es decir. la necesidad de dormir. Para proseguir con el énfasis en la pulsión del yo (1900). Freud en interpretación de los sueños se pregunta ¿Cuál es el deseo que está detrás de un sueño? Y se responde que es el deseo de seguir durmiendo. en el . como por Ej. donde el deseo de dormir. pero después estas dos pulsiones.ISSN 2145 .. que se vislumbra en el hecho de que el bebé ya saciado de alimento sigue chupeteando el seno de la madre. y por tanto tiene carácter de urgencia. Es un vector corporal de lo que se necesita para vivir. como veremos en la concepción del autoerotismo. o más bien una combinación con la pulsión del yo. El dormir representa el periodo prehistórico en el cual el bebé tiene la sensación omnipotente de estar solo en el mundo. como explicaremos en el material que deviene a posteriori. provocando un delta de placer. pero es en este suceso donde se activa e instala la pulsión libidinal. que en definitiva son las grandes necesidades vitales. pues la pulsión yoica impele la necesidad de mamar para seguir viviendo. un plus de goce. En resumen. puesto que dicha relación es verificable en principio en el proceso nutritivo del bebé en sus primeras etapas existenciales. es la actividad más narcisista que puede existir y en consecuencia. la pulsión sexual es el placer emparentado en un momento con la nutrición y con otras necesidades vitales. pone en marcha el sueño. 222). el hambre etc. La pulsión sexual. para seguir conservándose. la del yo y la sexual (libido) se separan y cada una sigue su singular camino. Por esto es que Freud (1917) en su complemento metapsicológico a la doctrina de los sueños nos dice que: “El estado de dormir. tiene una relación. La pulsión del yo es la representante primogénita y pre-histórica de la autoconservación. pues no hay nada más interesante para el yo que seguir durmiendo. es la sensación de una necesidad biológica.. es decir. pues esta función mantiene la vida.

como revisaremos más adelante. 2010. como si este mundo no existiera. sí ocupa mucho de nuestro pensamiento. Si la pulsión del yo es la autoconservación y en algún periodo infantil como expresamos se une a la pulsión sexual.y este deseo de dormir al que se aferra el preconsciente tiene el efecto general de facilitar la formación del sueño (Pág. pues va en contra de ese estado primogénito en el que alguna vez se estuvo. que si bien es cierto no ocupa mucho de nuestro tiempo. para finalizar con el deseo del sueño.Revista de Psicología GEPU. es oriundo del inconsciente y que desde allí es de donde nace la madeja con la cual se teje el abrigo. Freud nos dice que el sueño es el ‚guardián del dormir” es decir. nos situaremos en el espíritu de los tiempos cuando Freud (1900) postula la tesis: El deseo de dormir presta el apoyo al deseo inconsciente…. Freud en esta etapa de revelación de los deseos del sueño. En está nueva teoría del deseo del sueño Freud propondrá que el deseo de dormir es un deseo que proviene del preconsciente. y manifiesta que la sexualidad se apuntala en la pulsión del yo. que es particularmente un deseo biológico (pulsiones del yo). 1. todo aquello que intenta perturbar el dormir va en contra del deseo de seguir durmiendo. 2. 01 . no obstante. del preconsciente. será singularmente inconsciente. viene después. he ahí la asociación de narcisismo primitivo y el dormir. En resumen. pp. del deseo de dormir. dormir hay un cierre de las puertas hacia el mundo exterior. 562). Vol. Pero esta hipótesis cambiará en el futuro. Aún así. donde no existían objetos en el mundo. pues luego Freud esbozará una nueva tesis del deseo del sueño y que tiene relación con concebir al deseo que pone en marcha al sueño y proponer que este deseo. Freud en sus “Tres ensayos” (1905) pronuncia que la sexualidad viene en segundo lugar. se pronuncia por una parte. cabe preguntarse ¿Dónde se inserta la sexualidad en la vida psíquica? ¿Dónde se mete esa ominosa cosa que llamamos sexualidad?. es decir.206.. ya que después tendrá algunas modificaciones en cuanto al deseo ocasionador del mundo onírico. o donde nace la letra que crea el discurso cifrado del sueño. No. como ocasionador y base del sueño en esta época. En cuanto al deseo de seguir durmiendo. pero en cambio el deseo de soñar. se apoya en dicha pulsión. explicando que el sueño es la base o consecuencia del deseo . En Por esto.

Freud postula que de instintiva la sexualidad humana no tiene nada (libido). porque impone una desmesurable carga de trabajo al aparato psíquico. la sexualidad aparece como irreconocible por los procesos de transformación: En términos generales la sexualidad se revela como un monto energético que demanda un trabajo psíquico. es decir instintivos. puesto que impone tal cantidad de trabajo al aparato mental. Además. cuando Freud comienza a pensar que la sexualidad humana es problemática. son trasformados de tal manera que resultan prácticamente irreconocibles.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle consecuencia. y con estos elementos de la vida de los seres humanos Freud llegó a la conclusión que existía una correlación entre sexualidad y patología. Lo sexual aparece como fuera del sentido. que impulsos sexuales originarios. Frente a lo antes dicho y en los comienzos de su obra Freud observó en la clínica. como pronunció Lacan. Y el amor romántico generalmente es un amor sin sexo. en este sentido neurosis. porque no tiene nada que ver con la reproducción. ¿Por qué nada tiene que ver con la reproducción? Biológicamente sí. Freud se ganó muchos enemigos. pero en la época en que Freud sentenció esta idea debemos entender que la sexualidad estaba concebida desde el romanticismo. Y no tiene nada. Freud articula la idea que la sexualidad humana es extraña. y con esta manifestación que tiene relación con la sexualidad y la enfermedad. . en amor. Como mencionamos. 1998). sólo es un exceso de placer o displacer. muy bien lo saben por ejemplo los terapeutas de de pareja. lo realmente importante es que en este momento. y dicha corriente de pensamiento trasformaba la sexualidad en algo absolutamente aceptable. en filiación con la pulsión sexual. si la sexualidad ocupa de muleta a la pulsión de autoconservación. lo que queda es el placer narcisístico o gratificación narcisística que la autoconservación produce. aunque para nosotros y en nuestra época quede de manifiesto y no sea escandalizante entender que las problemáticas psíquicas pueden tener que ver con problemas en la sexualidad. que la mayoría de los pacientes que poseían problemáticas psíquicas tenían problemas sexuales. Cabe mencionar que esta relación no es menor. y esta sexualidad es rara. pero psicológicamente no. es decir. Ahora. El sufrimiento del síntoma remite a lo real de un goce que rebasa toda posibilidad de simbolización (Sauva.ISSN 2145 . pues de instintivo no tiene nada.

que es parte del inconsciente. por un lado la sexualidad le parecía los más alejado de su persona. lo que ella piensa de sí misma es totalmente distinta a lo que el inconsciente nos dice sobre ella. Entonces nuevamente en esta paciente podemos percibir lo extraño de la sexualidad. 1. o como una negación . Vol. estar con la mujer. pero por otro lado. que para ella no había nada más lejos de su persona que la sexualidad. y también su lenguaje corporal era bastante seductor. éste sujeto comienza a tratarla mal. Pero se quejaba a su vez. donde la queja subjetiva es entendida como la ausencia de saber que mencionábamos anteriormente. a ella la acosaban los hombres. es decir. claramente tienen un abordaje psicoanalítico. Por tanto. decía lo contrario. y en procedencia con lo dicho. pero no quiere dar la impresión de que le gusta. Ahora. que no es instintiva y que le impone tal cantidad de trabajo al aparato psíquico que forma síntomas y que éstos aparecen como lo más alejado de lo sexual y en consecuencia. entonces. imaginemos que a un sujeto le gusta una mujer. 2010. esta mujer llegó a consulta con esa queja subjetiva. Por tanto. 2. por una parte su conciencia la hacía manifestarse como una mujer recatada. No.Revista de Psicología GEPU. para explicar mejor lo extraño de la sexualidad. casi santa. Entonces. A propósito de eso y para seguir con ejemplos que a veces sirven mejor para entender lo extraño y ominoso de la sexualidad en el psiquismo humano. sin caer en verdades absolutas. describiremos el caso de una paciente que llega a consulta manifestando que ella no tiene ningún tipo de deseo sexual. sin embargo. las que lógicamente. es que. como formaciones contrarias a la sexualidad (formación reactiva). entendiendo por síntoma el hacer lo contrario a lo que el sujeto desea. 01 . y también verbaliza en la primera entrevista que todo lo que tiene que ver con la sexualidad es sucio.206. pp. los síntomas se manifiestan como la propia vida sexual de los enfermos. aunque de verdad le encanta esa mujer. Esto tiene que ver con que la sexualidad es problemática para el sujeto y muchas veces la transforma en su contrario. es decir. pero su cuerpo. Son éstas las vicisitudes que la sexualidad plantea en la teoría y obviamente en la clínica psicoanalítica. hasta el punto en que un carabinero le dijo algo fuerte y ella se puso a llorar. Por ejemplo. de que los hombres la acosaban. usaba grandes escotes y minifaldas que dejaban ver mucho. ella se vestía y hablaba totalmente sexualizada. y es ahí donde aparece una manifestación contraria a la sexualidad y por tanto el síntoma. lo realmente importante.

o por último. Es decir. A propósito de eso y para ir introduciéndonos en las manifestaciones de la inhibición sexual en la clínica. que son la inhibición sexual y la perversión sexual. 1905). . Una mujer sexualmente normal no puede hacer que las paredes de la vagina se compriman con dicha intensidad. no tiene nada de normativo (pulsión sexual). por ejemplo. como la desexualización de la sexualidad. cuando el inconsciente actúa en nosotros nos pasan cosas.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle hacia la sexualidad. Freud postula que la angustia. en el vaginismo que es cuando la mujer comprime las paredes vaginales a tal punto que impide la penetración.Freud citando a Platón (Interpretación de los Sueños) Desde esta mirada de la sexualidad llamaron la atención de Freud dos tópicos que son propios de los seres humanos y de su singularidad. que el animal no tiene. TEORÍA PSICOSEXUAL.ISSN 2145 . pues lleva al hombre a prácticas sexuales extrañas. pues los síntomas los entiende Freud (1950) como formaciones contra la angustia: ‚La angustia ha surgido por mudanza desde la tensión sexual acumulada” Es decir. entendiendo por angustia no el síntoma. problemáticas humanas que tienen que ver con la tramitación psíquica de la sexualidad y con su huella que no es consciente. como veremos en las primeras nosologías Freudianas. sin que exista voluntad de ella en dicha acción. Por lo anterior la sexualidad no tiene nada de biológico. ya que es algo que le ocurre al ser humano y su sexualidad. como postula en Tres ensayos (1905): “Los síntomas se forman en parte a expensas de una sexualidad anormal” (Freud. por el contrario. PERVERSIONES. la neurosis tiene una relación con la sexualidad. Ya en su ‚Manuscrito E‛ (1894). la sexualidad es totalmente singular. INHIBICIONES Y REGRESIÓN “El virtuoso se contenta con soñar lo que el malvado hace realmente” . cuando la consciencia actúa hacemos pasar cosas. que no se avizoran en la sexualidad animal. en el animal la sexualidad se presenta por un ciclo cerrado que no cambia y que se repite en la misma especie (instinto sexual). Sea ésta de orden física o psíquica. Por esto. pero en el sujeto humano.

pero si pasa eso con los humanos. irritado. Por eso para Lacan el inconsciente está en el me ocurrió.). es lo que Freud llama perversión sexual (pedofilia. Es un neurótico desde la visión de Freud. 1. o demoras en relaciones intermedias con el objeto sexual (Freud. debido a esto en el sujeto humano se encuentra la pulsión y no el instinto. ese Otro claramente que es un lugar. 2010. tiene que ver con la tramitación psíquica de la sexualidad. 2. Freud alcanza una conclusión en la cual plantea que las inhibiciones sexuales no están en los animales.206. y es allí donde se encuentra la actividad del inconsciente. Lacan entiende esta manifestación de la perversión como humana. es decir. No. “Soy allí donde no pienso” postula Lacan parafraseando el cogito Cartesiano. como el propio autor lo sentencia en Tres Ensayos (1905): Las perversiones son o bien trasgresiones anatómicas respecto de las zonas del cuerpo destinadas a la unión sexual. es una sexualidad infantil. las inhibiciones sexuales entregan infelicidad al sujeto. no puede hacer dicha compresión aunque lo desee. sin capacidad de amar. pero la perversión implica una transformación del objeto total. Retomando el tema de la sexualidad. a las cuales define como la manifestación más humana de la sexualidad infantil. 01 . que es transformado en un objeto distinto. y solamente humana. 1905). que es una inhibición sexual. violaciones etc. tenso. Pero hay algo más peligroso que la inhibición. es ahí porqué la sexualidad humana para Freud no es instintiva y por tanto es la manifestación mas humana de dicha sexualidad. pp. por tanto. Para entender mejor citaremos al vienés: “La sexualidad de los psiconeuróticos conserva el estado infantil o ha sido remitida a él” (Freud. el cual vive preocupado. etc. por así decir. ése que te hace hacer cosas. . cuando en un seminario el francés consulta si alguno de los presentes ha visto que un perro se excite sexualmente con un calzón ¡No!. 1905). es lo que Lacan llama el discurso del Otro. Entonces. la perversión es un cambio de objeto y de meta sexual. que Freud llama el objeto genital. en cambio las perversiones son agresiones que tienen como base muchas veces un estado afectivo negativo.Revista de Psicología GEPU. desganado. Vol. La inhibición sexual neurótica entrega infelicidad. En tanto la sexualidad ‚anormal‛. que no logra desarrollar afecto. Por tanto el vaginismo. ellos no sufren inhibiciones sexuales.

Sexualidad y reproducción. El afecto positivo en palabras cotidianas es enamoramiento. y si existe como función reproductiva es después de los distintos estadios freudianos que confluyen en la genitalidad. estas demoras y trasgresiones anatómicas existen en todo acto sexual normal. por tanto son perversiones. la zoofilia. es por esto que Freud dice que la sexualidad no tiene función biológica. como principio del placer no existe relación sexual. Y este placer se obtiene o implica desarrollo de afecto. Cuando la finalidad del acto sexual no logra ponerse al servicio de la reproducción. pues si fuera la función reproductiva un símil de sexualidad cada acto sexual buscaría la consecución de un hijo. este placer causa un acercamiento con el objeto. tiene que existir un desarrollo no inhibido de una relación sexual que provoque placer.ISSN 2145 . es sólo la fijación y la cualidad de exclusividad lo que hace que éstas prácticas sexuales sean perversas. pues negativo sería una perversión. que es la reproducción. cuando Lacan se refiere a la no existencia de relación sexual. puesto que aquello es su búsqueda. y no es así. investidura libidinal sobre el otro. Luego del enamoramiento debería existir una constancia objetal. A propósito de esto. es un cambio en el objeto sexual. un afecto positivo. es lo que Freud llama el desarrollo psicosexual. y en consecuencia provoca la sensación de enamoramiento. La función de la sexualidad es la obtención del placer. que significa unión del hombre y la mujer para la obtención de un placer que hace posible una función derivada de la sexualidad. independiente de su fin . el desarrollo del amor tiene que ver con una constancia objetal.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle De esta manera y entendiendo como Ej. Lo que es la sexualidad. estamos hablando de algún tipo de perversión. y el voyerismo es un cambio en la meta sexual. propiamente tal. es un encuentro y muchas veces un re-encuentro con este placer infantil que nos permite engendrar el amor como función independiente y que es la base para poder desarrollar un amor necesario para que el cachorro humano logre sobrevivir en su prematuridad. por su fijación y exclusividad. lo que quiere decir es que antes de la sexualidad que Freud instala en el desarrollo psicosexual. Este desarrollo tiene la finalidad de hacer confluir la sexualidad con la reproducción. Ahora. entendida desde el psicoanálisis. Es ahí donde se inserta la función biológica de la sexualidad. en efecto. Para concebir el desarrollo de afecto libidinal. pero reproducción como un retoño de la sexualidad.

es decir. 2. fálica y por último genital). se ha escogido (Freud. pero en general lo último que se busca en este desarrollo y camino de la pulsión sexual que se va apuntalando en los órganos de supervivencia. la fuente sería la cavidad bucal y su meta última saciar la excitación de esa fuente.Revista de Psicología GEPU. entendida como lo que genera un cese de la pulsión sexual. con el . es la conjunción del placer con la genitalidad. La fuente de la pulsión es un proceso excitador en el interior de un órgano. en tanto después es simplemente la búsqueda y. que ya está apuntalada. cuales Freud llamó zonas erógenas. que se apoya en la autoconservación. en la pulsión del yo. si no se logra recorrer los distintos estadios de la psicosexualidad que Freud plantea en la teoría sexual. En este caso lo que busca la pulsión sexual sería la cancelación de la excitación que se asoció con la nutrición primeramente. 153). Es decir. que Freud llama erógenas. 1. se desplaza por diferentes zonas erógenas que están predeterminadas por su excitabilidad. Este recorrido está dado por la relación del placer con sus zonas erógenas y con la elección de objeto. Es decir. reproductivo. por tanto buscaría el reencuentro con ese placer más que la búsqueda de alimentación. las zonas erógenas: Son un sector de piel o de mucosa en el que estimulaciones de cierta clase provocan una sensación placentera de determinada cualidad‛… La meta sexual de la pulsión infantil consiste en producir la satisfacción mediante la estimulación apropiada de la zona erógena que. El propio Freud (1905) nos dice: Lo que distingue a las pulsiones unas de otras y las dota de propiedades específicas es su relación con sus fuentes somáticas y con sus metas. No. Para comenzar explicaremos el desarrollo de las zonas erógenas sexuales. 2010. a eso se refiere el objeto. 01 . la cancelación de este plus de placer primogénito. Vol. de un modo u otro.206. en el ejemplo del chupeteo del cachorro humano. por tanto. Más bien como el propio padre del psicoanálisis lo dice. y este órgano es uno de los Este desarrollo de placer preliminar. como dijimos. y su meta inmediata consiste en cancelar ese estímulo de órgano (Pág. Este desarrollo psicosexual es entonces un recorrido de placer infantil que va por diferentes zonas. 1905). pp. comienza en la oralidad y va pasando por otras zonas erógenas (anal. zonas por las cuales pasa la libido.

con una sexualidad infantil. la genitalidad llevaría a la normalidad. por ende.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle acto sexual propiamente tal. lo . la próxima zona erógena en el desarrollo psicosexual nos dice Freud (1905) que es: La zona anal. pero con la genitalidad se llega a un objeto total. mientras que la pregenitalidad es una posibilidad de perversión. Ya tomamos conocimiento de la organización oral y cómo la sexualidad se asocia con la nutrición. han formado una organización sólida para el logro de la meta sexual en un objeto ajeno (Freud. en las etapas de las zonas anteriores. sin duda al comienzo de la posterior vida sexual ‚normal‛. es apta por su posición para proporcionar un apuntalamiento de la sexualidad en otras funciones corporales. las no genitales. enteramente desconectadas entre sí y: El punto de llegada del desarrollo lo constituye la vida sexual del adulto llamada normal. la consecución del placer está regida por la defecación. Es decir. mientras que una fijación previa mantendría al adulto con una sexualidad infantil. las que por su ubicación anatómica es inevitable que en sensaciones placenteras ya hayan sido sentidas por el bebé en sus experiencias anteriores. 1905). pene). pero existen otros dispositivos similares como fuentes de la sexualidad. El fin en éstas zonas o el apuntalamiento final de la libido en éstas zonas es lo que llevaría Cualquier fijación de las pulsiones parciales podría llevar a distintas patologías. en ella. la sexualidad adulta está dada por la unión de estas pulsiones que serían gobernadas por una zona erógena única. es decir. lo que hay antes son zonas erógenas y pulsiones parciales. bajo el primado de una zona erógena. una sexualidad regresiva psíquicamente. he allí la frase todo perverso es un niño fijado. El valor erógeno de este sector del cuerpo es originalmente muy grande (Pág. y las pulsiones parciales. por el expulsar o retener las heces. cada una busca conseguir placer por su cuenta.ISSN 2145 . mientras tanto. La genitalidad es una posibilidad de normalidad psíquica. la consecución del placer se ha puesto al servicio de la función de reproducción. a semejanza de la zona de los labios. como veremos en el desarrollo de los objetos más adelante. en las pulsiones parciales. Luego de este apuntalamiento de la sexualidad en la analidad se despiertan las zonas genitales (vagina. 168). En resumen. es decir.

empezaremos con la definición de objeto. relaciones de la libido con los objetos que abre el paso a las teorías relacionales y vinculares dentro del psicoanálisis. por no estar en concordancia con la finalidad última de la genitalidad. Lo contrario al neurótico es el perverso. la libido. 1905). hace referencia a lo relacional. Hace aquello de lo que el neurótico se defiende. una fijación pregenital. la teoría psicosexual. lo intersubjetivo de la vida anímica de los seres humanos. el neurótico se inhibe. La teoría de los objetos. 2. entendida desde el psicoanálisis como: El objeto {objekt} de la pulsión es aquello en o por lo cual puede alcanzar su meta. En síntesis. es decir. Por el contrario. “El perverso es el negativo del neurótico” (Freud. Abraham y Fairbairn y retomada por Klein y autores post-freudianos. con los objetos. Vol. la perversión está dada por un no encuentro de las pulsiones parciales con la genitalidad. En cambio. no está enlazado originariamente a ella. el concepto de conflicto psíquico singular de cada sujeto. Se podría sentenciar que allí donde el perverso hace. que tiene como hincapié y base las zonas erógenas. 01 . pp. pasaremos a la relación que tiene la pulsión sexual. Después de la explicación de las instancias psicosexuales. Mientras tanto. sino que se le coordina sólo a consecuencia de su . el perverso logra satisfacer estas pulsiones parciales pregenitales a las cuales quedó fijado en su desarrollo psicosexual. LA PULSIÓN Y EL OBJETO “Dejad de amar tu deseo y amad tu objeto” . Klein la denominó teoría de las relaciones objetales. No. cual llevaría o podría llevar a la normalidad y a la elección de un objeto total. 2010. hace referencia y resalta la función intrapsíquica y por tanto.Nietzsche La relación de la libido con los objetos. en la perversión. objeto genital. (teoría que fue mencionada anteriormente). Es lo más variable en la pulsión. 1. el perverso sabe que es perverso.F. manteniéndolas alejadas de la sexualidad denominada normal-genital. que obviamente es limitada por el objetivo de este texto.206. el neurótico se defiende de aquellas mismas pulsiones. que fue desarrollada también por Freud.Revista de Psicología GEPU. por tanto.

también puede ser una parte del cuerpo propio (Freud. más bien es anobjetal. en tanto objeto posibilitador de la vivencia placentera. pero secundariamente la pulsión sexual se vuelve autónoma y abandona el objeto exterior (pecho materno). es decir. cualquier cambio de objeto de la pulsión sexual está dado por la posibilidad que muestre el objeto para producir la satisfacción buscada. Por tanto. la satisfacción sexual es hallada ligada todavía a la ingestión de alimento. puesto que como mencionamos en la primera teoría de las pulsiones que explica Freud. 1915). Sólo más tarde lo pierde […] La pulsión sexual se vuelve entonces. autoerótica […] Encontrar el objeto es.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle aptitud para posibilitar la satisfacción. y esto hay que entenderlo muy bien. descargando mediante su fantasía este placer vivenciado junto con la nutrición. por regla general. ahí la pulsión se vuelve autoerótica y por tanto anobjetal.ISSN 2145 . o quizás el dedo que el niño se succiona. en cambio el objeto del instinto es igual para toda una misma especie y resulta análogo a las pulsiones de autoconservación o a las necesidades vitales. No necesariamente es un objeto ajeno. Y es esta plasticidad de la libido. el chupeteo del niño frente al seno de la madre. el objeto deviene objeto realmente para la libido sólo por la posibilidad de enlazarse a la pulsión sexual. pero secundariamente. ya que no existe una pauta de acción específica donde descargar la pulsión. en el fondo. el pecho de la madre. las pulsiones sexuales se apuntalan en las pulsiones del yo (autoconservación. es decir. para entender mejor esto citaremos la sentencia siguiente: Cuando. He acá una posibilidad de cambio de objeto. pues a las pulsiones de autoconservación el objeto viene predeterminado. la pulsión sexual tenía un objeto sexual fuera del propio cuerpo: el pecho materno. por ejemplo. lo que hace que nuevamente se diferencie la pulsión del instinto. donde existe un objeto para la pulsión sexual. Es decir. necesidades vitales) y es en tanto en esa experiencia de apuntalamiento. en un principio. Este objeto es el mismo de la pulsión del yo. en cuanto al cambio de objetos. buscando ese tan anhelado y primogénito plus de goce oral. puesto que el objeto puede cambiar para la pulsión sexual. tomando muchas veces el bebé su propio cuerpo como objeto de la pulsión sexual. La primera etapa en el desarrollo objetal. puede ser el pezón de la madre del cual se deslinde la gratificación oral. por Ej. .

la sexualidad del cachorro humano se torna autoerótica y por consiguiente anobjetal. en el medio intrauterino no sabe que todas las vivencias autoeróticas.206. Por lo tanto. el propio Freud nos dice en su cita del texto Tres ensayos de 1905 que: “En la niñez la pulsión sexual no está centrada y al principio carece de objeto.. es decir. el niño tiene la vivencia omnipotente de crear al objeto. 130 . como por Ej. 1. De alguna manera el autoerotismo tiene que ver con una sensación de completitud. que. Y no existen objetos porque la con-fusión que tiene el cachorro humano con su madre es tan generosa que lleva al bebé a tener la ilusión de que él y la madre son uno solo. No. Con lo antes mencionado y entendiendo que el autoerotismo pasa evanescentemente por un proceso de relación de objeto a causa del apuntalamiento de la pulsión sexual sobre las pulsiones de autoconservación y. no pasar hambre etc. no existe una separación aún en el desarrollo del no-yo y el yo. al igual que para las pulsiones de autoconservación. volverlo a encontrar (Laplanche & Pontalis.. de la alteridad. 2. en la cual no hay objetos que sean necesarios para la vida del bebé. pues el cachorro humano. no sentir frío. Es decir. Vol. Por tanto. 2010. la etapa anobjetal secundaria del autoerotismo se entiende como una no existencia de objetos en el mundo para la cría humana. en la cual el niño se gratifica por su propio cuerpo con independencia. pp. del cuerpo de la madre. bebé.Revista de Psicología GEPU. provienen de otro. sólo cuando se escinden. para las pulsiones sexuales primariamente existe. un objeto externo y en consecuencia una relación objetal. donde no hay objetos y está solo en el mundo y confundido con éste.131). se puede afirmar que el bebé en esta etapa autoerótica tiene la sensación de completitud. como nos diría Winnicott. no hay una separación del bebé y los objetos. por lo menos para él. o refiriéndonos a Mahler con su teorización sobre las psicosis autistas del desarrollo del . que equivalen al estadio narcisista de Freud. 1996). vale decir. la sexualidad se separa de las necesidades vitales y el cachorro humano toma su propio cuerpo como objeto sin tener una relación con el objeto externo. es autoerótica” (Pág. Con esta idea se puede hacer un símil con su experiencia intrauterina. A propósito de esto. Esta etapa del desarrollo de las relaciones objetales es la que Freud denominó como autoerótica. secundariamente. 01 .

1996). En consecuencia el bebé reconoce que existe una mamá. porque igual hay algo allí muy característico de ciertos tipos de esquizofrenia. entendido más claramente. por Ej. uno elige un objeto cuando está en trance de descubrir al otro. y esto quiere decir que la pulsión sexual en un principio se satisface de manera independiente. es decir. como veremos en el apartado acerca del narcisismo primario. a diferencia del narcisismo. nadie puede satisfacerse a sí mismo.ISSN 2145 .). pero incluye al objeto dentro de sí. Es ahí cuando. dependiendo de la zona erógena elegida. es en definitiva el propio cuerpo quien toma el lugar de objeto de la pulsión. a un primer esbozo del yo. sin referencia una imagen unificada del cuerpo. en consecuencia. la esquizofrenia catatónica. lo realmente importante para comenzar a entender el autoerotismo es que: Mas específicamente. por el lenguaje. ligada al funcionamiento de un órgano o a la excitación de una zona erógena. Lo que se rescata de esta elaboración es la ausencia de algún esbozo de unidad en el niño (yo). aparece un cuerpo fragmentado y . en Introducción al Narcisismo (1914). es decir. o a una zona erógena elegida por su excitabilidad (oral. Entonces. el autoerotismo tiene que ver con las satisfacciones de pulsiones parciales. Lo particular de estas patologías es que todas estas formaciones autoeróticas chocan con el signo de la realidad. pues en ella los pacientes tienen la ilusión omnipotente de no necesitar nada y a nadie en el mundo. Freud pronuncia que existe una elección de objeto narcisista.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Así. la consecución del placer de la pulsión sexual está dirigida a un órgano en particular. anal. Prosiguiendo con el autoerotismo. con ausencia de objeto. pero piensa Así. encuentra su satisfacción en el mismo lugar. sin existir un yo al que se redirija la pulsión sexual. mediante el cual una pulsión parcial. como el que caracteriza al narcisismo (Laplache & Pontalis. y por eso. cabe señalar que Freud lo vió como la base de la esquizofrenia. sin recurrir a un objeto exterior. etc. atormentado de pulsiones parciales que buscan la descarga del placer de cada órgano particular. la modalidad narcisista de elección de objeto sí lo reconoce. es la cualidad de un comportamiento sexual infantil precoz. y varias cosas más. el sujeto se quedó tieso frente a la realidad. por el contrario de la modalidad autoerótica que no reconoce objeto. fálica.

pp. antes de elegir objetos externos. es decir en el yo. Debido a esto. Es en éste periodo de organización psíquica donde también se construye para Freud el yo placer. en el narcisismo es la convergencia de las pulsiones parciales en un objeto común. que esa mamá le pertenece.206. por consiguiente. aunque sigue siendo un objeto interno en el cual el niño se toma a sí mismo como objeto de amor. cuando existe la existencia de un yo en el bebé. Es en este momento donde se constituye el yo y por tanto aparece la unificación pulsional en un objeto. y es acá cuando Freud comienza a pensar la existencia de una unidad más allá del estado confusional del autoerotismo. Es proyectado fuera del campo yoico. en oposición a todo lo displacentero que por tanto quedaría fuera del yo. y es a este yo al que la libido toma como objeto de amor. 2010. sentencia: Con esto Freud nos quiere decir que las pulsiones sexuales encontraron en una nueva acción psíquica que se creó. en la medida en que son fuente de placer los introyecta y. por otra parte. un objeto total donde confluir e instalar la pulsión libidinal ya organizada. el denominado .Revista de Psicología GEPU. el yo debe experimentar un desarrollo. en donde existe una anarquía fragmentada de pulsiones. Freud propone que el bebé: “Recoge en su interior los objetos ofrecidos. por eso la concepción de narcisismo viene posterior al autoerotismo. con respecto a esto Freud nos dice: Es preciso admitir que no existe en el individuo. (Pulsiones y destinos de pulsión). debe añadirse al autoerotismo para producir el narcisismo (Laplanche & Pontalis. en oposición al autoerotismo. en su escrito ‚Trieb und Triebschicksale”. No. 1996). cuando existe una unificación. Vol. 01 . una unidad comparable al yo. 1. Y este yo placer se va formando mediante la introyección de todo lo gratificante que entrega la madre. Y sumado a esto. yo. una nueva acción psíquica. algo. 1996). desde un principio. Pues bien. Pero en definitiva Freud termina diciendo que: “El autoerotismo sólo se define entonces como […] La actividad sexual de la fase narcisista de organización libidinal” (Laplanche & Pontalis. es decir. Esta unificación comienza a denominarse yo. 2. Pero las pulsiones autoeróticas existen desde el origen. ya que en este segundo estadio de transición entre autoerotismo y amor objetal es donde Freud instaura el narcisismo. expele de sí lo que en su propia interioridad es ocasión de displacer”.

y libido de objeto. una melancolía como revisaremos en Duelo y Melancolía. citando a Freud desde el texto de Tubert (2000). Como podemos vislumbrar. se muda en un yo-placer. que pone el carácter del placer por encima de cualquier otro. pero las cargas que están sobre el yo no desaparecen totalmente. esta libido que es puesta en los objetos externos para no quedarse pegada en el narcisismo primario. una parte. etapa siguiente al autoerotismo y que tiene que ver con la generación de la autoestima en el bebé. Prosiguiendo con los avatares de la pulsión sexual. son integradas al narcisismo. por tanto. 1915). mientas más libido narcisista se transfiera al objeto. comenzamos a dejar de amarnos para amar al otro. Ahora.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle A partir del yo la realidad inicial que ha distinguido el adentro y el afuera. aquello que brinda la madre y que tienen como base gratificaciones vitales. ¿Qué pasaría si este objeto desaparece? Bueno. el cual se nos presenta como una disolución de la . de la libido y sus vicisitudes. mientras más libido tenga el objeto externo. para Freud la libido que pasa del yo (narcisismo primario) hacia el objeto (amor objetal) es una carga que primitivamente estaba en el yo pero que luego. purificado. nos encontramos con que la libido que estaba puesta en el yo. es cedida a los objetos externos. y no enfermarnos. como mencionamos en el narcisismo primario. El mundo exterior se le descompone en una parte de placer que él se ha incorporado y en un resto que le es ajeno. y es a esto a lo que Freud denominó narcisismo primario. es decir. Por ejemplo. si ello ocurre. Y del yo propio ha segregado un componente que arroja al mundo exterior y siente como hostil (Freud. es decir.ISSN 2145 . el sujeto pierde su libido y eso puede generarle castración libidinal. menor libido será la del yo. que es un texto complementario a Introducción al Narcisismo. según una buena marca objetiva. comienza a extenderse a los objetos externos. por así decir. Lo importante de la distinción entre libido de objeto y libido del yo. tiene que ver con la existencia de una oposición entre ellas. podríamos parafrasear al vienés: La libido objetal nos parece alcanzar su máximo desarrollo en el amor. o libido narcisista. y es así como Freud comienza en este periodo de su texto Introducción al Narcisismo (1914) a distinguir libido del yo. más vacío se quedará el sujeto de su propia libido.

2000). pp. Sumado a lo anterior.206.Revista de Psicología GEPU. se elige como objeto al sujeto de la parentalidad más parecido al sujeto. vale . pero cualquier pérdida que tenga que ver con nuestras elecciones será sentida como dolorosa también. el propio Freud nos dice que en realidad hay una pulsión narcisista y una pulsión de objeto. es decir. Este es el desarrollo que planteó Freud en términos del desarrollo psicosexual. que tiene todas las complejidades para llevar ese nombre. y esta transmutación es mediante lo que Freud llamó complejo de Edipo. tanto de las zonas erógenas. 2. puesto que. propia personalidad a favor de la carga de objeto. es necesario dejar de amarnos sólo a nosotros mismos. por consiguiente. por eso en los avatares de la libido objetal y de la libido yoica. especialmente es en la libido donde él lo descubre. que significa que el sujeto elige a un objeto parecido a él. 2010. como de las elecciones de objeto. puesto que esto nos enfermaría. Freud sentencia una melancólica frase: “Hemos de comenzar a amar para no enfermar y enfermamos en cuanto una frustración nos impide amar” (Tubert. aparece algo interesante que cabe destacar y es que en la elección de objeto existe una etapa a la cual Freud llamó modalidad narcisista de elección de objeto. 134). y la libido objetal es la que avanza a la elección del objeto heterosexual. La libido narcisista es la que se queda pegada en la modalidad narcisista de elección de objeto. sociales y culturales. 01 . La cita anterior nos vislumbra que pasar desde el narcisismo primario hacia el amor objetal es poder abrirnos hacia al otro y constituirnos como sujetos totales. Vol. 1. No. A propósito de la libido objetal. pues expresa que hay una libido narcisista y una libido objetal. y tiene su antítesis en la fantasía paranoica del fin del mundo (Pág. va a lograr un intercambio de la modalidad narcisista hacia la cual Freud llamó objetal. esta modalidad narcisista de elección de objeto manifiesta en su definición pura una elección de objeto homosexual. Y además. justamente mediante la resolución del Complejo de Edipo. A propósito de esto Freud (1905) dice: La libido yoica se vuelve cómodamente accesible al estudio analítico cuando ha encontrado empleo psíquico en la investidura de objetos sexuales. es decir del amor propio y el amor al otro. Esta modalidad narcisista de elección de objeto va a transformarse finalmente mediante la resolución del complejo de Edipo.

A esta última por oposición la llamamos libido de objeto y la llamamos también libido narcisista…. amor objetal y. se mantiene fluctuante en particulares estados de tensión y. patológicamente. con lo cual se convierte de nuevo en libido yoica. por último es recogida en el interior del yo. cuando se ha convertido en libido de objeto. el desarrollo teórico hasta este momento se caracteriza por haber planteado las etapas del desarrollo psicosexual (oral. el narcisismo secundario es la regresión a formaciones y funcionamiento psíquico más primitivo. fálica. narcisismo primario.) desde el punto de vista de las zonas erógenas. Esto pone de manifiesto que la libido puede desprenderse por una frustración.6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle decir. narcisismo secundario). Es importante entender que cuando este autor habla sobre la libido que se concentra en los objetos y es quitada de estos. de la elección de objeto (autoerotismo. Para finalizar. en los cuales la pérdida de la relación con el mundo exterior (juicio de realidad). como mencionamos anteriormente. la vemos concentrarse en objetos. etc. Además podemos conocer en cuanto a los destinos de la libido de objeto. Entonces. es análoga al funcionamiento infantil que revisamos antes en el autoerotismo y en el narcisismo primario. pero esta vez de manera secundaria. que es quitada de los objetos. por . la que constituiría el narcisismo secundario. para regresar al yo y tomar ahí nuevamente el narcisismo. del objeto externo.199).ISSN 2145 . cabe destacar la aparición de un narcisismo secundario. anal. que es entendido por Freud desde algunas patologías. se está refiriendo a las representaciones psíquicas de los objetos y no a los objetos del mundo externo. fijarse a ellos o bien abandonarlos. y en los estados en que falta casi por completo el interés sobre el mundo exterior. que se vislumbra particularmente en los estados psicóticos. Ej. y por la distinción entre pulsión narcisista (libido del yo) y pulsión de objeto (libido objetal). más infantilizados. pasar de unos a otros…. En resumen. En definitiva. 198 . en particular la esquizofrenia. es la retirada de la libido puesta en el objeto o libido objetal hacia el yo. La libido narcisista o libido yoica se nos aparece como el gran reservorio desde el cual son emitidas las investiduras de objeto (Pág.

Vol. En: http://www. & Atwood. 1. S. Paidós. Lo inconsciente y la consciencia.[1915] (1917). --------------.206. Manuscrito E. Trabajos sobre metapsicología. inconsciente VI. Argentina: Amorrortu. Argentina: Amorrortu. Lo Lacan. G. La realidad.(1905). Diccionario de psicoanálisis. Los contextos del ser. Pulsiones y destinos de pulsión. ----------------. --------------. Tomo I. J. Sauva.(1905).. Tres ensayos de teoría sexual. Los cuatro conceptos fundamentales del psicoanálisis. Laplanche. El padre en tanto causa. J. (1992).(1915). Pulsiones parciales y zonas erógenas. . (1998). 2010. Tubert. Argentina: Amorrortu. Biblioteca Nueva. Barcelona: Barral. pp. Introducción a la lectura de Jacques Lacan. R. Interpretación de los sueños. & Pontalis. (1900). M. ----------------. (2000). Argentina: Amorrortu.edupsi. Fragmento de la correspondencia con Fliess.(1915). 2. Argentina: Amorrortu. Tomo VII. Tomo IV. S. Fundamentos de la teoría psicoanalítica. libro XI. B. Sobre la psicología de los procesos oníricos. La teoría de la libido.. 01 . Argentina: Amorrortu. ---------------.Revista de Psicología GEPU. Trabajos sobre metapsicología. (1997). El Seminario. No. REFERENCIAS Freud. Tomo XIV.com/freud-lacan Stolorow.[1915] (1950). Complemento metapsicológico a la doctrina de los sueños. Tres ensayos de teoría sexual. Tomo XIV. ---------------. Tomo VII. Tomo XIV. (1996).

ISSN 2145 .6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle Nombre de la Obra: SIN TITULO II Artista: JENNIFER MANRIQUE Año: 2010 .

2. No. Vol. 01 . 1. 2010.Revista de Psicología GEPU. pp. .206.

6569 / Grupo Estudiantil y Profesional de Psicología Univalle .ISSN 2145 .

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful