El reciclaje y el racismo ambiental OPINIÓN - 06/04/2007 Por Carlos Alicea

Podemos afirmar que en estos días enfrentamos serios problemas de disposición de desperdicios sólidos. En esta sociedad todo es comprar y botar, acumular cachivaches y generar basura. La pregunta es, que hacemos con tantos desperdicios. Antes se hablaba de reducir, reusar, reciclar. Sin embargo, en realidad muchas organizaciones ambientales enfatizan el reciclaje. Esto es así porque hacer de una prioridad la no generación de basura, requiere cambiar el modo de producción, retar el capitalismo. Eso representa una amenaza a las clases adineradas y a los privilegios de las personas que predominan en los grupos ambientalistas. Exigir cambios fundamentales en el sistema económico no es su objetivo porque está bien hablar de igualdad siempre que no todas las igualdades sean iguales. Por eso encontramos ejemplos de propuestas de reciclaje que contribuyen al racismo ambiental. Una de estas es la de un grupo ambientalista que por “’salvarnos” quería un proyecto de reciclaje en el Bronx. Esta propuesta fue derrotada por oposición de la comunidad ya que se demostró que el proyecto traería más contaminación porque traería más camiones al Bronx. Otro ejemplo, es NYFCO que “recicla” el cieno generado luego de “’limpiar” las aguas que uno usa al bajar el “toilet”. En el Bronx se “reciclan” 60% de esos cienos generados en la ciudad. Transportados por camiones, contaminando el aire, estos cienos generan pestes nauseabundas cuando se “reciclan” para hacer “fertilizantes”. Los grupos ambientales no querían que los cienos descargados en el mar afectaran la vida marina y eso está bien. “El Sur del Bronx que es “pobre” y está contaminado, pues otra actividad contaminante no se va a notar”. Ahora es fácil hablar de sacrificio siempre que los que lo proclaman no quieren que se afecten sus privilegios o el de los adinerados. Esto es injusto, y sin justicia no hay paz. Sin justicia no puede haber reciclaje. Hay que demandar la no generación de basura, no en un futuro incierto, pero hoy. Y se va a plantear reuso y reciclaje las propuestas requieren un contexto que impida estas actividades se destinen a comunidades que sufren racismo ambiental. Las iniciativas de reuso y reciclaje tienen que tener un contexto de justicia, aquellos que más generan debido a consumo de lujos pues que asuman las consecuencias. Para remediar la injusticia, proyectos basado en cero generación, reuso y reciclaje, tienen que establecerse en comunidades que no sufren racismo ambiental y garantizar la mayoría de los trabajos para los que han sufrido muchas generaciones de pobreza y de contaminación. Estas industrias necesitan garantizar la seguridad ambiental de las comunidades. Además, deben estar diseñadas para ser plataformas económicas temporeras como transición a iniciativas económicas que no dependan de la generación de basura. Este es el inicio del debate, pues la lucha sigue y el pueblo vive.

.es el director ejecutivo de For a Better Bronx.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful