Está en la página 1de 39

§¿güdáparre:

HA€É ÚÑ* rr,ro§orf a .n4ARxrsiA
DEL LENGUAJE

Capítulo

I

F33r.9ffi.Iffi38fi h¿HsAMrENro
k primero tiilií"ffi ü"fíii"o id¿¿l¡sta)._Representintes dct :*;::;f:l:;::f-;r:im!'i:l"l',ií)¿""!""i1íi',7u,¿¡* tinsiística (objabismo *e ta seganda corierte._Represeztaxtes
coiiente
actiales Phnte¿miento der probrena dg..h r.earidad dada der renguaje.-Fudadores de del pensamierto fitofifi,s

obrtr*ti._Corr¡;;;;:,*.

del.;ü;;;;;;"

;ililffif::.;"t:1|;*:naterialidadcon*etav"auáit'tcó;o

¿Cuál es, entonces, el objeto de la filosofía del lenguaje? ¿Dónde

En la introdrrcária primera parte de nuestro *abajono hemos tocado estas preguntas concretar. Hrblrmo, de Ia filosofía del len_ filosoffa de ta patab' a' ¿ü¿ es el lenguaje?, ¿qué es tr?ii^ti^?

p;

semejante sólo puede ser dada ar (y sólo en la medida en que acabada). En el inicio

Aquí no se trata, por supuesto, de dar una definición más o menos acabada de estas,no.ion., -fundamentares.

una definición' sino unos rineami.","i *.áaorógicos: ante todo hay que abordar el obieto real de i" l""Lri*.iir,, t ry que aislarlo de Ia realidad circundant"
ínvestigación no t"nto

¡*i v pri".ipi, á. ".'lr d.fi;iJ; l,il*in* en general il;;ü. ser puede d;,; i;;.:;;r.# r que hace fatta no es

una definición

sin embargo, en nuestro caso los ojos y las manos se encuentran con una dificultad: los ojos no ven ,uá^, li, manos nada Iogran asir. Io visto el oído, que pl.j*d: ár.1" r]rf"¡ra, el lenguaje, es el que lo1 se encuentra en una posición más ventajos". e"

ffito"t,

AI principio de una ".a.ii-i,"l.';;.rT;;,..al cons*uir-fór_ol* irdrc, ;l;;;r;;;;, y como los ojos"v Ir;;il;';l"ffarar de ,pr"i.rJ.r"a

.f..i3,;;.r"1"":H

73

E--

es el que da el tono. k unidad del medio uerbal y l¿ unidad del acontecimiento social irtrnediato dc la cornunicación son condiciones absolutamente indispensables para que el señalado conjunto fisico. Es que' el medio social organízado en que hemos incluido nuestro coniunto. Pero este conjunto carece de alma. Si unimos la uiaencia (signos internos) del hablante con la del oyente. susceptibles a servir de una ofientación. Además. Con cualquier intento de delimitar el objeto de investigación. Para observar el proceso de eombustión es necesario que un cuelpo esté en medio del oxígeno. Finalmente.psico-fisiológico pueda vincularse al lenguaje. Para observar un fenómeno del lenguaje. explayamos el problema y las dificultades que incluye. Porque es indispensable que así el hablante como el oyente 1 Ante todo. Un intercambio verbal sólo puede 'suceder sobre una base determinada. Si aislamos el sonido como fmómeno pr. Aún no aparcce el lenguaje como objeto específico. l Ante todo.ramente acústicq no aprehendemos el lenguaje como objeto específico. visible y compacto conjunto mateial y objetual. todas las líneas deben ser conducidas a un rnismo cenffor el foco del proceso lingüístico. entre los cuales no todos son igualmente nece§arios para la compresión. su naturaleza sígnica e ideológica. ¿De qué modo la filosofia del lenguaje y la lingüística suelen resolverlo? ¿Qué pautas. como un hombre con otro hombre. El sonido compete plenamente a la fisica. organizada de un modo determinado. cosas requiere que se le reduzca a un denominador común. y no todos representan aspeEtos constitutivos del lenguaje. Tampoco en otras áreas de la fonética las enormes masas del material fáctico recolectado mediante un trabajo enorme y diligente jamás encuentan un lugar metodológícamente preciso. pot más general u ocasional que ésta fuese. esto es. hernos llegado a una amplíficación y una complicación exraordinarias. y un mismo complejo fónico y físico que se rcaliza en la naturaleza según las leyes de la física. sus partes integrantes reposan juntas sin ser unidas mediante alguna ley que lo unifique y lo convierta precisamente en un fenómeno del lenguaje. ya han sido marcadas para su solución2 Nuestro obietivo no incluye una incursión circunstanciada enla historia o al menos en el estado actual de la filosofia del lenguaje y de la lingüística general. ¿Qué es Io que hay que añadir a nuestro conjunto ya de por sí complejo? pertenezca a Lln mismo colectivo lingüístico y auna sociedad. así como el sonido mismo. en vez de la buscada delimitación del objeto de la investigación. es decir. esto se refiere alaío¡ética experimental. . al discurso. Aquí nos limitaremos solamente a un análi' . que se encuentren.y obtuvimos un -la conjunto suficientemente complejo y compuesto. en una atmósfera social. de procesos y. La de aislar el objeto real de la filosofía del lenguaje es una tarea nada {ácil. es necesario que nuestros dos individuos se reúnan en una situación social concreta. todo'este heterogéno sistema de fenómenos y relaciones. ya abordamos tres esferas de la realidad física. y la inmediata situación social de la comunicacíón son de por sí extraordinariamente complejos. y en la mayoúa de los casos se lleva a cabo sin relación alguna con la sustancia rcal del lenguaje en cuanto signo ideológico 1.74 El marismo y la filosofía del lenguaje Dos corrientes del pensamiento filosófico-lingüístico 75 cia del lenguaje las tentaciones de un ernpiisrno fonético supedicial son muy frecuentes. En el capítulo anterior hemos expuesto el ptoblema del lenguaje. El estudio del aspecto fónico del discurso ocupa en la lingüística un lugar desproporcionadamente grande. Así pues. Doe organismos biológicos en condiciones de un medio purarnente natural no generan Pero como resultado de nuesro análisis. ningin hecho discursivo. es menester incluir este conjunto en otro conjunto mucho más amplio que 1o abarque: la esfera global de la comunicación social otganizada. sobre algin terreno determinado. es necesario situat al sujeto emisor y al suieto oyente del sonido. Sin embargo. tampoco nos acercaremos a nuestro objeto.. obtenemos dos procesos psicofísicos que transcurren en dos sujetos psicofisiológicos distintos. la fisiológica. perdemos la propia esencia del objeto estudiado. que no estudia en realidad el sonido de la lengua sino el sonido producido por los órganos articulatorios y perci bido por el oído de un modo totalrnente independiente del lugar que este sonido ocupa en el sistema de la lengua y en la estructura del enunciado. la psicológica. de reducirlo a un determinado. para que pueda llegat a convertirse en un hecho de la lengua en cuanto discurso. Ilenos de nexos multilaterales y heterogéneos. Si agregamos el proceso fisiológico de la prodacción del sonido y el proceso de su percepción acustíca. de los hechos del lenguaje.

.Y. 1927. fue §{/ilhelm Humboldt a.boldt expuso sus ideas filosófico-lingüísticas en Ueber die Verschiedenbeiten dcs nenschlicben Sprachbaues. : Ambas denominaciones. En la filosofra del lenguaje y en las áreas metodológicas correspondientes de la lingüística general podemos observar dos corrientes pincipales en cuanto a la solución de nuestro problema. de los trabajos sociolingüísticos aparece en el artículo de M. Erster Teil: Die Sprache (1923).reremós. toáo. Biliarski: «Sobre los diferentes organismos del lenguaje humano» (1859). como . 3) artística. Por supuesto. no hemos encontrado calificativos más apropiados lcnguaje como producto becho (eryon). Shor ofrece un ensayo conciso pero enjundioso de la situación actual de la lingüística y la filosofia del lenguaje en el artículo «Crisis de la lingüística contemporánea» (Iafeticbeski sbornik. 1909\. N. es inadecuada lá designación de la primera corriente.32-71). Moscú. «Das Sprachproblem in der Geschichte der Philosophie» (S. La primera corriente analiza el acto individual y creativo del dis- dada. I. En torno a Humboldt existe una extensa bibliógrafia. Señalaremos el libro de R Heim.'Pero el núcleo principal de las ideas de Humboldt es la expresión más contundente y profunda de las tendencias principales de la primera corriente que hemos caracterizado'. a Sus predecesores en este sentido fueron Hamann y Herder' 5 Hu. En ruso R. Paru la. y es. como todas de este tipo. las cuales deben justamente estudiarse por el lingüista y por el filósofo del lenguaje.1-21). Kap. Para la historia europea. constru'ido en abstracto por la lingüística con los fines de enseñanza pníctica de una lengaa 4) El una lengua (vocabulario. pp. a los cuatro postulados siguientes: se 1) El lengaaje es actiuid¿d. y la segunda el objetiuismo abstracto r. Las señalaremos en el lugar oportuno. VI. Vilbeln oon Humbodt. o bien sirve a los fines prácticos de la enseñanzade una lengua 2 Hasta ahora no existen trabajos especiales sobre la historia de la filosofia del lenguaie. Las leyes de la creación lingüísti y ca -y la lengua es la creación la generación continua. La influencia del vigoroso pensamiento humboldtiano trasciende con mucho los límites de la corriente que acabamos de caructenzar. entonces. fonética). descriptivo y clasificador. constativo. gtamática. Spranger Vilbeln uon Hamboldt (Berlín. hasta nuestros días. primera corriente. cf. 55-121). es una cotflo un instrumento becbo. Existen sólo investigaciones enjundiosas sobre la filosofía del lenguaje y la lingüística en la antigüedad. Una revista general. El representante más grande de la primera corriente. por ejemplo: Steinthal. aunque bastante incompleta. Las lcyes de la ueación lingüística son leyes indiuiduales y psicoló- 2) gicas. Bd.son leyes psicológicas indiüduales. Desde este punto de vista la lengua es análoga a otros fenómenos ideológicos. Por lo pronto el único ensayo sólido de historia de la filosofía del lenguaje el lector lo puede encontrar en el libro de Ernst Cassher Philosopbie der symboliscben Fonnen. rJ7undq Marty. La psique individual es el origen del lenguaje. quien puso sus cimientos. del que hay una traducción rusa. pp. Schriften (Akademíe-Ausgabe). en especi al al afie. compleio y contradictorio. ala activtdad estética. La creatiaid¿d lingühtica es una actiuidad consciente análoga a la curso como el fundamento del lenguaje (entendido como conjunto de todos los fenómenos lingüísticos sin excepción alguna). Peterson <<Lengua como fenómeno sociaT>> (uchonoie Zapiski Instituta lazyka i Literat*ry Ranion. Entre las investigaciones más nuevas. Existe una traducción muy vieja al ruso por P. están lejos de cubrir la plenitud y la complejidad de las corrientes mencionadaJ. se encuentra bajo su influjo determinante. Vorstudie zur Einleitung zum Kawiwerk.76 El marxismo y la filosofía del lenguaje Dos corrientes del pensamiento filosóficoJingüístico I 77 sis general de las corrientes magistrales del pensamiento filosófico y lingüístico de la modernidad2.por eso que Hurnboldt pudo convertirse en preceptor de dos corrientes sumamente divergentes. La primera corriente de la ciencia del lenguaje puede denominarse el subjetiuísmo indiuidualista. Todo lo demás en el ttabajo del lingüista tiene tan sólo un carácter previo. Echar una luz sobre un fenómeno lingüístico quiere decir reducirlo a un acto razonado (y a veces incluso racional) de la creación individual. es an continuo proceso constructiw dE creación (energeia) realizado en los actos discursiuos indiaidaales. etc. De ahí que en todos los demás problemas de Ia ciencia del lenguaje se observe una diferenciación radical entre las dos corrientes mencionadas. que busca una explicación verdadera del fenómeno lingüístico únicamente a partir de un acto de creación individual. Geschicbte der Spruchuissenscbaft bei dcn Giecben und Ronern (1890).-Gesamm. sólo existen monografías acerca de algunos pensadores y lingüistas (sobre Humboldt. coruo sistema estable de epcie de sedimento muertq una lava petrificada de la creación lingüística. el libro de Ed. Sobr. 1927. la totalidad del pensamiento de Humboldt sobrepasa el marco de los cuatro postulados expuestos: es más amplio.). Se puede decir que toda la lingüística posterior a Humboldt. Sin embargo. a sabet el problerua dc la separación y dclimitación dcl lenguaje corto objeto de un estudio específico. el enfoque general de la lengua teduce.

la imp_ortancia de Humboldt para la lingüística rusa. a interpretaciones puramente psicológicas..n de G. i". La ::?:^.1p"r.. 1910. Potebniáy el círculo de sus seguidores e. spett para sustitui¡ ra tra-...l :::^:. Potebnií y los ártícuros d. al fin de cuentas.rri basada en el voluntarismo e.-.u-". muy. Los fundamentos de la primera corriente se reducen ex*aordinariamente en el psicologismo empirista de wu*dt y de sus seguidores 8. spett.interpretaciones tradicionales. 14s. No obrtrrrr.iá" de las idéas de Humboldt. y la que el lingüista debe descubrir en todo fenómeno de la lengua..étnica» fue propuesto por G.-.Jn .. La corriente fue menguándose. ios póstumos.-[ pár. El término es. en general. En cambio. A. sólo éstos poseen la plenitud de l ueTygla deJarkov» (Ovsianiko-Kulikovski. condicionados física y psíquicamente.*i."st¡uir todo él edifi. 11 El primer trabajo filosófico fundamental de.G: "" y teaa d" ?1"t.ú'.del acto psicoffsiológico elemental de su generacién tt.del propio.. sin excepción.*. 12 <<Gramática e historia lingüística». meno sea comprendido y explicado Pero sólo será historia científica de la lengua aquella que a través de toda la serie de causas prácticas llegue a la serie estética. 1\.Los-segu1á. . . conside-ra (Vólkerpsyc. política y económicámeote y. mueve el aspecto conscimtemente idcohgico del lenguaie. el exponente más importante de la primera corriente tue A. en efecao. r"i áir.n".ñ. el que no ve más allá de la forma lingüística (predominantemente la forma fonética como Ia más <<positiva») y.ü. len Estatat de lT A.iy.. a sus partidarios como Lm Spitzer. en el que el autor trata de r. Spett nos Dare_ ce muv acertada. en Ia idlea de que todos los hechos de Ia lengua... etc. En el libro se da una crítica bien fundamentada de la concepción de §üundt. Todas sus explica- aislados. culturalmente 12. r¿"aitues do por la-Academia de ciéncias ucraniaía. lrrBErrrarq. lingüístico.... las. sobre todo al pasar a las posiciones positivistas y superficialmente empiristas. el sentimiento idiomático o como lo !lama §lilhelm von Humboldt..rrt.g: por nexos asociativos.""iti"ii a un Humboldt auténtlco. el que no se reduce a ninguna ley psicológico- individual.ñ. la forma interior del lenguaje se haga.-1""á. Lercb.. que son vaúds.subjetiva. á"u i"niii". r"rt"ci. M... Los razonarnientos de \üíundt pueden .É.a pridi.o oíió riu.. p.d9.eñ-. demuestra una vez más ú. y etc.Mo:.á..blorn lo real....il 7rl libro pJincipal llbro principal de Potóniá hay una É"pori. El gusto lingüístico viene a ser aquella verdad lingüística gracias a la cual la lengua vive..!:ió" dq Spett. punficado los estratos de. y las leyes de ra evolucián iin- ciones de los hechos de la lengua.steinthal. ñ¿.iü. la sustituye por una mayor precisión metodológica y una sistematicidad.«psicología. tuales unidos 8 Aquí la relación con Humboldt es va muv débil.rrr*irr. La escuela de Vossler (la llamada idealistiscbe Neuphilologie) aparcce indiscutiblemente como una de las corrientes más prestigiadas en la filosofía del. Lezin.io d..ili. Basta con mencionar.-#ñ'ií li"li"á. Actualmente la primera corriente de la psicología del lenguaje.""".e poco salió un libro muv intere_ Engelhardt I N veseltoaskj Pe*ogrado... al desechar las trabas del positivismo..f. Ja"rtsíev. j. pero la propia construcció. A ñ: V_ewlouski reffogrado. También-para steintiral L psique individual es el origen del lenguaje.0 de ruso). Aquí citamos ..f"oá.. inaceptable. e E!-voluntarismo fundamenta la psique con el elemento volitivo. 1122. al primer plano se pro. r922. En esta relación. para que dicho fenó.. rr comprero cont ádictório..vesetoasR.sa*ier1t" i'tii*jrl. D2i. i{i]. ' Los representantes posteriores de la primera corriente no alcanzaronla síntesis filosófica y Ia profundidaá de Humboldt.se prestan para ser explicados desde el punto de vista de la psñolorgia irrdioid.y conüaolctorto.6. EI motor principal de la creatividad lingüística es el gusto lingüísticq que es una especie de gusto artístico. spett e*bsol. elhar4: d.rtam"nte sobre..ri'gnaci¿n de G. Potebniá exposición 7 En la base de la concefión de Steinthal se encuentra la psicolqgía de Gerbart uismo humano de element.. concepción filosófico-lingüístico general de Vossler su escuela puede catacterizarce plenamente mediante los cuatro postulados que hemos expuesto. propia de todo signo ideológico. Introdacción a ü psicola[ía ¿n¡a ¿t1¿'. la psicología de-los pueblos de §7undt se compone de los psiquismos individ..É.78 El marxismo y la filosofía del lenguaje Dos corrientes del pensamiento filosóficoJingüístico güística son psicológicas 7. Petrogadá.Vossler Positit¡isnas und ldealismas in der Sprachuissezschaft (Heidelberg l9O4) está dedicado a la cítica del positivismo Tendrernos la ocasión de hablar de cada uno de ellos repetidamente.¡edi.5.a.d9. periódica «Cuestiones de teoría y psicología de llsreación. van¿c-rones resultaron ser muy libres.rTambién es muy grande la aportación positiva y específica de sus conrinuadores a la lingüística (la romanística y la germanística). duccron llterat del término alemán vólkerpsycbologie <rpsicológía ie los pueblos». ta. con. i"ti.ries En la lingüística rusa. Lorck. de manera que el pensamiento idiomático. véase el libro de B.9: Spett: La Jomu ittteiot dc k palabra (estudios 1t oariaciones sobre eí tema de (en !!r"!. r0-El. .término. \Wundt no conoce la realidad específica estrictamente sociológica.L. Logos. H.>.t. 6 Su trabajo filosófico. volvió alograr un intenso florecimiento y una amplitud en la comprensión de sus objetivos con Ia escuela de Vossl¿r.Ienguaje contemporánea. Es verdad que síundq igual que. la lengua como hecho de una upsicología de los prr. del mito.L_ boldt es complejó-¡.H'tce po.p.prlncipal1ár Mysl i iezlk ti.bologie) o_«psicología étnica» ro.y=ñ. patente y comprensible en todos sus cambios. 170 (en ruso)..Ya steintl¡al no ligra la misma envergadura de Humboldt. cf.I. La escuela de Vossler ante todo se define por un rechazo decidido y fundamentado del positiuisno lingüístico. de la religión se reducen.-H. la verdad idiomática. aparte del mismo Vossler. 1927 . el gusto idiomático..r.

167). M' Zhirmunski I.h.de. Ed' Losada. hacia un aspecto totalmente distinto: hara el sisterna dc la lengua en cuafito sistem.o*o . la realidad piincipal de la lengua no sea el sisterna hecho de la lengua. traduzc o acto de discar so. las ideas filosóficolingüísticas de Vossler y su escuela 16. 1927. Moscú. Así puede ser resumida r5. para la segunda corriente. y según Vossler. III. la primera corriente la lengua es un eterno flujo de actos discursivos. trad. propuesta por Vossler. p. lgiZ-tSli. dck f . En cada forma de la lengua los vosslerianos tratan de descubrir consecuentemente sus raíces conscientemente ideológicas.qafia comolera de Vossler hasta'1912 se encuenlta en su homenaje: ldealistiscbe Neapbilolopie. Logos.sgfía del leníaaie.y lingüística.i""!.rr"uo un lugar adeóuado hablaremos de los trabajos de los continuadores de Vosnota. sino que importe la concretización esdlística y la modificación de estas formas abstractas. la actual ciencia literaiia alemana (Poetika.. todos los factores que determinan algrin fenómeno lingüístíco (los factores físicos. sino el acto indiaidual y creatiuo del discurso (Sprac-be ak Rede) i¿. y notas de Ama' do Álonso v Raimundo Lida con [a colaboración del autor.. económico§ -otros). Croce: Estética . En muchos aspectos las ideas de Benedetto Croce son cercanas a las vosslerianas. ed.i". 4l-60. no sean importantes aqueilas formas gramaticales que son comunes. en el seniido dil conjunto de las heredadas y existentes formas fonéticas.. También para Croce el acto individual expresivo 17' del discurso es el principal fenómeno de la lengua punto de vista de generación del lenguaje. antes fue hecbo estilístico. pr.ipules trabajos filosóficoJingüísticos de Vossler aparecidos después * 'L . Academia)' En de R Shor que citamos la escuela de Vossler sólo está mencionada en una "l ". de Vossler y sus seguidores n_o han sido. Como todo acto creativo individual. El trabajo'lingüístico que caracieriza bien la metodología filosófic-a. parula segunda corriente la lengua es un arco íris inamovible que se yergue sobre el flujo. Existen sólo algunos señalamientos en el artículo de V. ri Traducida al ruso existe la-primera parte de la estética deB. «<El pensamiento idiomático es. Filo. pero en todo enunciado hay elementos idénticos a del libro citado están compilados en Philosophie du spncbe (1926). p.Spiegel seiner Sprachenwicklung» (1913). Vá. De ahí que en todo acto discursivo. todo enunciado es individual e irrepetible. Feyschift furK.30 El marxismo y la filosofía del lenguaje Dos corrientes del pensamiento filosóficoJingüístico 81 De modo que. ts.Vossler(1922\lcf.á itir"i"ur la identificación con las teorías de Austin. lbid.rI. Entre los representantes contemporáneos la sisuiente edición: Karl Vossler. tico dado. Ahora vamos a caractetizar la segunda corriente de la filosofía del lenguaje.] t. N. vol. que caracterizantansólo el enunciado individual dado' Esta individuación estilística de la lengua sólo es productiva en un enunciado concreto desde el punto de vista de la creatividad y de la historicidad. Filosofía del lenga¿je (ensayos). En ruso hay dos artículos: el del Logog ql:e ya iiálnor. que contiene los puntos de vista más generalei de CrocJsobre e1 lenguaje y la lingüística' Ériur ton. Buenos Aires.Vossler es oFrankréich I(ultur im. netamente estética. en resumidas cuentas. que da una idei completa acercáde su concepción. Esm es la concepción del lenguaje.rion". como vemos. gramaticales y léxicas. Una biblio. Para él también el lenguaje es un fenómeno estético. estables y presentes en todos los demas enunciados de r¡na lengua dada. Si put.] Más adelante haremos una crítica de esta idea. Lá.. . en lo esencial pensamiento poético. [N. 40. 1978. políticos.a de las forrnas fonéticas. opi. ed. Es el último libro J. importa el sentido artístico de un fenómeno lingüísdirecta. de laT. 1920. p. E'n sler que son imlortantes filosófica y metodológicamente. -dice-. se traslada. en el que nada permanece estable ni idéntico a sí mismo.s por los linsüistas rusos. [N. El ientro organizador de todos los fenómenos lingüísticos. discutida. la verdad idiomática es verdad artística: es belleza llena de significación» 1'' Es muy compiensible que para Vossler el fenómeno principal.u Lo.. desde el de la primera corriente de la filosofía del lenguaje hay que rnencionar al filóiofo y literato italiano Benedetto Croce. pp. v oRelación entre la histoiia de las lenguas y la historia literuria». de laT. por su gran influjo en el actual pensamiento filosóficoJingüístico y literario de Europa. rusa. gramaticales y otras.l Los dos dan una idea de la concepción íárri. I-II [C/ Historia de la lengaa e bistoria de_l¿ literatura" eylossler. no tienen para un lingüista una impottancia y sélo l.La la idea vossleriana dela prioridad de la estilística sobre la gramática mayor parte de las investigaciones lingüísticas realizadas por la escuela de Vossler se sitúa en la frontera entre la lingüística (en sentido estricto) y la estilístic a.. cii.v no acto de babk.filosófica. El término clave de su concepción es expresión De ahí que la lingüística como ciencia de la expresión (de la palabra) por excelencia coincida con la estética. el que se convierte en el objeto de una particular ciencia del lenguaje. Es aquí donde tíene lugar la generación del lenguaje qne posteriormente se asienta en formas gramaticales: todo lo que llega i ser'becbo grarndtical.i*rio de la expresión v como lingtiístiia generul.37 (Ed.p.

en la medida de su pertenencia a un sistema lingüístico invariable en cada momento dado.e una forrna dada al sistema norrnútiao dc la lengua. en su interior no hay lugar para valoraciones ideológicas diferenciales: p€or. El prímer aspecto forma parte del sistema de la lengua. alg. Si el individuo no percibe alguna forma. ¿Cuál es la ley que rige desde dentro el sistema lingüístico? Esta ley es puramente inm¿nente y específicq irreductible a cualquiera ley ideológica.ar han podido combinarse con la idea de una lengua universal y racional creada artificiaknente. como veremos abajq sobre un terreno racionalista las bases de. el sonido fisiológico (es decir. artística u otra.'todas estas cualidades individuales del sonido 'a'.del conocimiento.IJn acto individual de la pronunciación de ciertos sonidos llega a ser un acto lingüístico sólo. de cualquier acto. que desde el punto de vista del individuo sólo puede ser asumié1. Lo mismo vale respecto de todos los otros elementos de la lengua. este sonido produóido por el aparato articulatoen rio de un organismo individual es singular e irrepetible pala el individuo hablante. mejor. pot carección lingüística tan sólo la cotespondencia d. carece de toda inteligibilidad y motivación natural e ideológica (por ejemplo. . y todo cambio dentro del sistema está más allá de los límites de su conciencia individual. el sonido producido por un apalato fisiológico indiüdual) es tan irrepetible como lo es la huella dactilar de un individuo determinado. y se enfend. Si tomamos algrin sonido de la lengua. etc En realidad. bello. Aquí también nos topamos cqn la misma normatividad idéntica de una forma lingüística (por ejemplo. feo. etc. intención o motivo individualmente creativo. Una específica regukridad lingüística. pero que son causales desde el punto de üsta del sistema de Ia lengua. gtamaticales y léxipara todos los enunciados -elementos los que aseguran la unidad de una lengua dada y de su comcos* prensión por parte de todos los miembros del colectivo. a d. una regularidad lingüística es arbitraria. se complementan da por Sin embargo. Desde el . condicionadas. no cabe hablar de ningrín gusto lingüístico ni de la verdad lingüística alguna. 18 Sin embargo. e incuestionable para un individuo. que no pueden recíprocamente convirtiendo Ia lengua en un sistema coherente regido por una ley lingüística específica. La lengua se le opone. Este fonema 'a' normativamente idéntico aparece como el hecho de la lengua.El individuo debe aceptary asumir todo este sistema. de la creación artística. tantas 'a' singulares apatecerán en ella (aunque nuestro oído no quiera ni pueda percibir sus diferencias). el fonema'a' la palabta'atco'.la segunda corriente del pensamiento filosóficoJingüístico qüe acabamos de catacteriz.in clicbé sintáctico). digamos. Está claro que e[ §istema de la lengua en el sentido arciba camcteizado aparece como absolutamente independiente. por ejemplo. ¿son realmente esenciales desde el punto de vista de la lengua? Por supuesto.iferencia d¿ una regularidad ideológica -. Lo que resulta esencial es iustamentela identid¿d nornatiuode un sonido dado ert todos los casos de la pronunciación de la palabra'arco'. ser registtados. como el objeto específico de la ciencia lingüística. corno es irrepetible la composición sanguínea de cada indi' viduo (aunque hasta ahora la ciencia no llegara a descubrir la fórmu' la individual de la sangre). Son precisamente estos elementos idénticos y Por lo mismo fiorrlntiuos fonéticos. Es precisamente esta identidad normativa (porque una identidad de los hechos no existe) la que constatala uni' dad del sistema fonético de la lengua (en el corte de un instante determinado de su vida) y asegúra que la palabra dada sea comprendida por todos los miembros de un colectivo lingüístico. El individuo recibe el sistema totalmente hecho del colectívo hablante. sólo existe un criterio lingüístico: corecto-incor€cto. Desde el punto de vista de un individuo. es decir. del paladat y de la dentadura de los individuos hablantes (en el easo de que fuéramos 'capaces de captar y de registrarlas todas). Por tanto. y con una rcalizacíón individualmente irrepetible y una plenitud de la forma dada en un acto discursivo singular. el segundo viene a ser el hecho de los progésos individuales de la enunciación determinados por factores fisiológicos.lingüística como norma incuestionable. no lo son en absoluto. entonces ésta ni existe siquiera pata él como tal.82 El marxismo y la filosofía del lenguaje Dos corrientes del pensamiento filosóficoJingüístico 83 los elementos de otros enunciados de un grupo discursivo dado.tal cual se presente.. los subjetivarnente psicológicos y otros.al individuo como una norma inquebrantable e inobjetable. Todas las forrnas de Ia lengua en el corte sincrénico son mutuamente necesarias. por la forma írrepetible de la lengua.no paede slir motic¡a de una conciencia indiui- dual. si no sea tan sólo como la posibilidad natural de su aparato psicofisico individual. Cuantas personas proúuncien la palabra'atco'.punto de vista de la segunda corriente ya no puede tratarse de una coneciente ceatividad lingüística por parte del individuo hablante 1s.. Al fin y al cabo.

por ejemplo). el sistema de la lengua. Los alemanes hasta el siglo xvt solían conjugar: icb war. Supongamos que un estudiante que usa la fórmula la confunda (por ejemplo. Asi pues.r.rr*.wir waren(el corte histórico del xx) y 2) ich uas . El nexo y la ley que rige las relaciones entre los cornponentes de una fórmula dada no se extiende.wir t arefl e icb war . güísticas en un mom. Sin embargo. tomada en §u corte ahistórico. El cambio de un miembro del sistema crea un sistema nuevo.o á. Porque la idátidad normativa del fonema que hemos establecido es diferente Asi entre el aspecto fonético de una palabta y su significa- t¿ble a cada uno de sus miembros. y por tanto. xv. Desde el punto de vista de los postulados básicos de la segunda corriente. . Son dos lógicas distintas. Entre la primera y la segunda fórmula ya no hay ninguna relación matemática que sea análoga a aquella que predomina dentro de cada una de las fórmulas.la lengua a la fórmola para resolver el binomio de Newton. ¿Cómo puede ser comprendida su historia desde el punto de vista de la segunda corriente? Paru la segunda corriente del pensamiento filosóficoJingüístico resulta . como ioda institución social. Esta serie se contrapone al indivile Los ingleses hasta hoy dicen <<I was». La forma ich war se formó por analogía con wir uarefli en vez de icb wag baio la influencia de utir waren algunos individuos empezaron a crear ich u¡arre. expresa con ci. Si la lengua comá sistema de formas es independiente de cualquier impulá o acción de un individuo. ella es. un error individual se convirtió en una norma lingüística. Las relaciones sistemáticas que vinculan dos formas lingüísticas en un sistema de la lengua (en el corte de un momento dado) nada tienen en común con aquellas relaciones que unen una de estas formas a su aspecto transformado en Ia siguiente etapa de la generación histórica de la lengua. va cambiando y formándose en el proceso de la generación histórica de un colectivo hablante dado. que nada tiene en común con una relación sistemática. . una verdadera violación de una lógica Efectivamente. Comparemos el sistema de. la otra s. ni se ir.como el cambio de uno de los míembros de la fórmula crea una nueva fórmula.d. es social.En i..Lo mismo sucede en la lengua.ca (o más bien 1a «alógica») áel carñbio histórico de estas formas no hay nada en común. El fenómeno se ha difundido y. por consiguiente. momento dado. Ettre las formas icb uas . no serviría paru resolver el binomio. wir waren. sincróni. sin embargo. por supuesto. esta ruptura dualista es absolutamen"Entr. Los alemanes contemporáneos conjungan: icb uar. si. o icb war . que es total e inmutable en todo corte sinirónico. en ich uar. xv-xvI) existe otra relación absolutamente especial. El marxismo y la filosofía del lenguaie Dos corrientes del pensamiento filosóficoJingüístico 8.r*r*int. extender hacia las relaciones de un sistema o de una fórmula áada con offo sistema o fórmula que los siguen' En este caso se puede ualizar una analogía burda que. las formas lingüísticas que componen el si§terna de la lengua son mutuamente necesarias y se complementan recíprocamente una a otra como los miembros de una misma fórmula matemátíca.icb war y entre ich uar (contemporáneo) y utir waren (ss. es normativa paru cada individuo aislado. Entre ich was .L *r* <ral6gsca»>.utir waren existe una relación lingüística siste' mática y una complementación mutua.. o.icb war . lcb was se ha Úansformado.ita precisión la actitud de la segunda corriente de i" nt"rofu del lenguajá ante la historia de la lengua. característica una peculiar ruptura enue la historia y el sistema de la lengua. como el singular y el plural de la primera persona en la conjunción de un mismo verbo. se equivoque en signos y valores).. la l1glca que rige el sistema de las formas linte insuperabl. ción no existe ningún vínculo natural. entre las dos series: 1) icb was .rto á"do y laiógi. la lengua tiene su historia. esto es..reconocemos como lógica a una de ellas. el prodrr. particularmente.tá de una creatividad colectiva. Esta fórmula se rige por una ley esricta que domina y hace imu- aceptada. como resultado.. y como resultado apafezca una nueva fórmula con su propia ley interna (esta fórmula. La primera serie (la sincrónica) se rige por el nexo sistemáticoJingüístico entre elementos mutuamente necesarios y mutuamente complementarios.wir waren (como factor que condicionala analogía) existen diferencias muy profundas y de principio. así. . pero esto no irnporta para nuestra analogía).t. de esta manera. desde luego. uir waren.uir utaren (en el corte sincrónico del s.84 artística). para las diversas épocas de desarrollo de una lengua determinada. como tampoco existe correspondencia a*ística alguna. Se relacionan y se complementán una a ota.

4) Los actos indiaiduales dc enunciación dcsde el punto de aista de k lengua aparecm apenas como refracciones y aariaciones casuales. En ambas esferas predominan las leyes totalmente diferentes y los factores diversos. Aquí y allá predominan los mismos morivos ideológícos: usando el lenguaje de Vossler se puede deck: el gusto lingüístico crea la anidad de la lengua en el corte de un rnoruenta dada: el rnismo gusto crea y asegura lc unidad de la generución históica dc k lengaa. sisteraa preuiamcnk dado a la conciencia indiaidual e incuestionable para ésta. es precisamente este sistema de las formas idénticas a sí mismas el que llega a ser la esenci a de la lengua. 3) I¿s relaciones lingtiísticas esprcíficas no tienen nada que uer con los ualores ideológicos (artísticos. siguiente manera: las forrnas idénticas a sí mismas que forman un sistema inmóvil de la lengua (ergon) fueron paru la primera corrienre tan sólo un sedimento muerto de una generación lingüística real. El presente de una lengua y la bistoria de la raisrua no se comprenlcn y no son utpaces de cornprenderse ano a otra. puesto que.Las leyes de la lengua son leyes específicammte lingüísticas. Lal6g¡ca de la historia de la lengua es la de los errores individuales o de las divergencias y se verifica fuera de los límites de una ciencia individual. la ley del error pof analogía. La lógica de una lengua no es Ia de la repetición de una forma normativamente idéntica. Enme la palabra y su significado no hay ningrin vínculo natural e inteligible para la conciencia. sólo los matices inaprensibles e innecesarios del tono principal e invariable de las formas lingüísticas.entonces tal -en ffansgresión llega a convertirse en una nueva norma lingüística. En cada época dada puede exi§tir una sola norma lingüística: o ich wag o ich war. en cuanto tal esta variabilidad es irracional y absurda desde el punto de vista del sistema. El lector puede ver que los cuamo principios de la segunda corriente filosóficolingüística que hemos formulado representan una antítesis de los cuaro principios correspondientes de la primera corriente. en términos estrictos. La transición de una forma hístórica a offa se rca)iza en general dentro de los límites de una con- 1) La lengun es un sistema estable e inaariable dc forrnas nortnatiaaruente iünticas.ente. una individualiz-ación de esta forma mediante las enunciaciones estilísticamente inepetibles. que expreson la relación entre los signos lingüísticos dentro d¿ un sisterna cenada de k lengun. Así pues. sino la de una renovación eterna. pero no oüa norma opuesta (por eso no pueden presentarse <<tragedias>> lingüísticas).sólo por lo mismo puede llevarse' a cabo. Son ajenos el uno a la otra. como lo sabemos'con Vossle¡ cada forma gramatical inicialmente fue forma estilística libre. La segunda serie es histórica (o dtacxinicd y se rige por su propia le¡ que es. ciencia individual. El punto de üsta resumido de la segunda corriente puede ser reducido a las siguientes ideas fundamentales: Precisamente en este punto se observa la diferencia más profunda que existe entre la primera y la segunda corriente de la filosofra del lenguaje. Son leyes objetivas para toda conciencia subjetiva. La realidad de una lengua es justarnente la de su generación. y.86 El marúsmo y la filosofía del lenguaje Dos corrientes del pensamiento filosóficoJingüístico 87 duo como una norma lingüística inquebrantable. y lalóg¡ca de su generación histórica no hay ninguna relación. se ffansgrede y se subestima en el corte diacrónico. Entre el sisterna de la lengua y su histoia no bay relación ni motiuación común. ñng:Ín motivo ideológico fundamenta'el fenómeno de la lengua. La transición es espontánea y pasa inadvertida. La diferencia enffe las dos corrientes puede ilustrarse de la .Entte un momento dado de la vida de la lengua y su historia reina una total comprensión mutua. Porque pata la primera. Junto a la norma sólo puede existir su transgresión. como tampoco hay nexo artístico alguno. Aquello que hace la conciencia y la unidad de la lengua es su corte sincrónico. ente la lógica de la lengua como sistema de formas. cognoscitivos y oros). 2) . de la auténtica esencia de la lengua verificada en un acto creativo individual. pero precisamente estos actos individuales de enunciación explican la variabilidad histórica de las formas lingüísticas. no hay nada en común. o sólo como'distorsiones de las forrzas norrnatiaamente iünticas. la esencia de la lengua se pone de manifiesto justamente en su historia. Para la segunda corri. y si existe un motivo que favorezca a que la transgresión determinada se convierta en un hecho masivo nuestfo caso esta base favorable es la analogía. Si la transgresión no se adviertg y por lo mismo no se corrige. la refracción ueativa individual ylavaiaciÍn de las formas lingriísti cas son parula lengua tan sólo los residuos de la vida lingüística.

*.*¿""ido al rusó. ..*. pp. Todo esto halló una nítida expresión en Ia idea de la gramática universal de Leibniz 21. F. Sus formulaciones de los conceptos principales de la lingüísticá pueden considerarse clásicas. Las raíces de esta corriente deben buscarse en el racionalismo de los siglos xvn y xuIt. á . racionales en su base.. Se trata de las raíces cartesianas -20. con mayor detalle en la caractéi*z^ici1t de los puntos de vista de Saussure. Los racionalistas todavía tienden a tomar en cuenta el punto de vista del receptor que comprende. 1 .l artículo citado de Shor y en el artículo de Peterson <. Deiando de ahora siguen predominando sobre todo en este lado las"etapa-s evolutivas intermedias.trabajo teó."s de la segunda corriente tuvieron su primera expresión bien articulada enla gramática universal de Leibniz.i"o o. pero sí algunas opiniones en su correspondencia.obroro qr.. s¡"i t riio y sociedtd (Moscú.t..ditado póstuáamente d" S-rrsr"r. Además.rb. t r. siendo éste uno de los problemas principales parula primera coriente.*"aár.|o. del sujeto que comprende. todo Charles Bally.x liÍ. tomado.. ]iázls.^r?or "r. 2t El libro fundamental de Cassirer LeibnizSystem in seinen uissenscbaftlichen Grundlagen(Marburg. tr. así como por una comparación del sistema de la lengua con el sisterna de los sígnos maternáticos. Sin embargo.. en cuanto sis- tema de signos convencionales y arbitrarios.i. racional e inmóvil. tanto más popular e influyente es aquí la escuela de Saussure' Se puede decir q"e la mayoría de los representantes de nuestro pensamiento lingüísiico está i..i. d.*. tobt.. cuanto más la escuela de vossler es impopular en Rusia. el signo lingüístico inclusive.ió a las ideás de la segunda co*iente una nitidez y una precisión extraordinarias. Por eso en el terreno de esta coriente no se logra el acceso al problema de la expresión. el libro áe por -sus áiscípulos' En adelante lo citaremos Saussure. ritu de la uescúela de Ginebra». t926) está planteado en el espi d . á t se"Jiíili. ó1* r"g"idor de la «escuela de Ginebra» *escuelingüíiicas rusas: la de Fortunatov y la llamada ?rir.sante señalar ha desarrollado en el terreno alemán' '* . En los albores de la época contemporánea no existió un representante o fundador que por su grandeza fuese comparable a 1ü7. con su culto a la forma ensimismada.r. de saussure fue quien . De saussure llevaba sus ideas intrépidamente hasta sus últimas consecuencias. que. El mismo Descartes no dejó trabajos sobre la filosofía del lenguaje.á.nt. Sus representant. von Humboldt. Sobre éstas.io"i . la segunda corriente.de las ideas de Saus . Cualquier racionalismo se caracteriza por la idea del conue?tcionalismo y la arbitraried¿d de la lengua. La mente matemáticamente orientada de los racionalistas no se interesa pot la relación entre el signo y la realidad que ésie rcfleja.t"r la de"Kazai» Krushevski y Baudouin de Courtenay).i.. sobre el punto de vista del hablante permanece como un rasgo específico de la segunda corriente. ' Nos d.i. 67 -68. Shor también aparece como apasionada.. pero para nada el del hablante en cuanto sujeto que expresa su vida interior.Í ."" perfectámeñte en el marco de la segunda coiriente filosóficoJingüística que hemos descrito' ----.rrdr"*o. duda acerca de una profunda relación interna de la segunda corriente del neoclasicismo. y el signo matemático fue para los racionalistas el ideal de todo signo..pfoqagandlsiu d. .oáfi. la primera corriente se " E." Ei.d.l i.*o.urrt. en este caso también 'h. L.J 'Cours de Ltugaistique Getéral¿ (1916): es su. Aquí mismo hay que señalar que la prioridad del punto de vista del receptor. ni por el individuo que lo genera.fluida determinantemente pot Saussure y sus discí' puts Bally y Sechehaye 2r.iio..la idea de la lengua. .."b"i i'á' i. que aparecen como una clara fl tl fl .ril*o rcto. y por tanto al de la modelación del pensamiento y del psiquismo subjetivo por la palabra. 16 ideas principales de Saussure en el citado arriba artículo «Crisis de la llnes V.-i¿. sino por la relación erutre los signos dentro de un sistema cerrado. "á "r. 9o' tsd-a su influen- f. a diferenc ia de la"r"du. como en el álgebra.iÁrtir-.. de su importancia fundamlltal pum tod. vamos a catacterizar directamente la situación actual de la segunda corriente' La <<escuela de Ginebra» de Ferdinand de saussurc (muerto yahace algrin tiempo) es actualmente la expoqente más destacada del objeti.'i.-F. En la forma más simplificada.r. son los "brt lingüistas más importantes de la actualidad. fue elaboraáa por los filósofos ilustrados del siglo nrul Las ideas del objetivismo abstracto originadas en Francia hasta país 22...88 El marxismo y la filosofía del lenguaje Dos conientes del pensamiento filosóficoJingüístico 89 Resulta mucho más difícil seguir la trayectoria histórica de la segunda corriente. Una breve exposición. les interesa tan sólo la lógica interna del propio sistema de signos. 1902) presenta las opiniones corespondientes de Leibniz. NI. de limitarnos únicamente a los principales postulados filosófi. cosJingüísticos de Saussure 2a. En otras palabras."J*rfñ a.nái" ár¿ . Un signo matemático menos que nada puede ser interpretado como expresión de una psique individual.. marcando con un relieve excepcional todas las líneas principales del objetivismo abstracto. aid¿ el capítulo mencionado del uabajo de Cassirer. tí"grrr. V. independientemente de las significaciones ideológicas que comesponden a los signos.. .La .fl r! T . süística contemporánea»>.

Jo*ui".. es decir.i. como facultad dircurstuq fiangage). se separa a la vez: 1) 1o que es y más o social de 1o que es individual. qu'une solution a toutes ces difficultés: ir faut se oracer de pritae abord sar le tenaix de la kngue a ra prendre po".1 28 Aunque Saussure admite la posibilidad de una especial lingüísrica del habla (ulinguistiqúe de la paroler).i".rr.y. Cor1rc d3 Lizguistique_genarqh. pour 1'activité ".J. es una función del sujeto hablanrd.r* au domaine individuel et au domaine social. . El habla no puede como la entiende Saussure 28. es necesario tomar como punto de partida la lengua como sistema de formas normativam-ente idénticas.l !i. porque no se sabe cómo désembrollar su unidad. -dice.. orden natural en un conjunto qr""rro . lingüística generalo. pertenece además al domi.á-. naturel dans urrensemble qui ne se préte á aucune autre classltlcatlon)> d... k.segrín sarrssure. 2) el mecaliza el código de la lengua con miras a expresar su pensamiento 27' priáflti. . 1945. r"tirf".o les combinaisons. f.ii" . (De langage est multiforme et hététoclite. y.... par lesquelles-te. guaje (langage) y Ia lengua (langue)? .iq"e lui permet d'extérioriser ces combinaisoos>> (op' cit'' p' '10)' LAlonso' p. es una totalidad en sí y un principio de clasificación. U f.n. El lenguaje no puede ser el punto de partida pu.. qli .-óá. k r¡udo traducción de A.humains.re).90 Qw*¡..t.pr. ilil.r" lI permita exteriodzar esas combinaciones "ir*.-selon nous... Buenos Aires... Entonces.or*i i'iiiiii l.-rii"-"é...saussure. la diferencia fundamental enffe el len. individuel-de volonté et d'intelligence.ifestaáor".iírr.iu foir physiqüelphysiologique et psychique. de ii. a la vez físico. faits " La lansue. aquí p.P. ues que nous lrri dotnott la premiére place parmi les faits de latgage' nous.. est un tout en soi et un prin-cipe de classlficatlofi. fisológico y psíquico.lntrodulsons (op un ord.est pas fonction du suiet parlant. introducióos un 26. la lengua del lenguaje en el sentido del conjunto de toda las manifestaciones de la capacidad discursiva. suppose iamaii de préméditation et la réflexion n'y inter. rn . si excepción alguna fisiológicos y psicológicos_.áii éi. qr. en uti el cual conviene distinguir: 1) las combinaciones por las cuales el sujeto hablante p-ersonal. de que hablamos en las pp' 207 y ss' rna..-á.rui. norieon en el terreno de la lengta y tomarla ro*o nor*a d" ioda. sl ""''. clásiement dont-il sera question» "--*f1'oá. ur."i"" io.individual y al dominio social. espíritu A nuestro parecer .y.. ser objeto de estudio de la lingüística. lengua cámo sistema d" /orrnas En cuanto le damos el primer lugat entte los hechos del lenguaje.^."i. tu r""g".i. por el contrario. nio."r.r-su manecer en su ámbito. entendido como el coniunto de todos lo. a caballo en*e diferentes dominios.i cttattos t4 tladuccrón dc Anado Alonsq Losada.goráJ.rt¡. nunca supone premeditación.r. hechos humanos.". prrrá dÉ upoyo puo a 2.r.r. d""s Eon tout.ii. 20 ce qui est essentiel de ce qui est accessotre ou moins accidental' '-'l. ' . un acto individual de voluntad y de inteligencia. le appartient encore .su. según saussure. . cl une ctetlnrtlon auronome et fo-urnít un point d. no se deja clasidcar poi ninguna. La lengua. ¿. . es difícil dar una definición clara del hecho de la lengua.. ¿.tt individuel.t. i .. enrre tantas dualidades. elle est produil que-l'individu enteái.nfo. ras ouas man.. El lenguaje (kngag) no puede. sin ninguna excepción."r. 51.son ]'nitt' . Tomado como ral carece dé unidad interior y dé legitimación autónoma e independiente. todá.. d4 ta T.rror.. qr.esprit. la rengua r.laisse classer parce qúon ne sait comment dégager.): bay qie coloiarse dcsde el pnn". El marxismo y Ia filosofía del lenguaje Dos corrientes del pensamiento filosófico-lingüístico 91 - sausiure parre de la distinción enue ffes aspectos del lenguaje..la reflexión no interviene de clasificar.. leouel il'convient de distinguer: 1.ans parlant "r. ¿cuál es. parmi Iant de áuarités. il ne se.et le utiiise le code de la langue en vue d'exprimer sa pensée personelle. rp.orr.i. S".1».Á-... como la actividad "liá Bl hath es. . p.57. Alonso -N' de l¿T'l . el lenguaje es multiforme y heterócrito..nO-. t^ . es el producto que el individuo en registra paiivamente.o q. tl?rc 4hrclge En effet.. ñ.no hay más que una sorución para todas estas dificultades (se reffere a las que g.2)lo que es esencial de lo que es accesorio menos accidental.. Át p. presta a ninguna oiia clasificación análisis lingüístico. pan en la actividad-fisicos. ser objeto de la lingüística. z+). d.appui satisfaisánt pour l. i cheval sur plu" .. por el con6ario.^i^"ii" tá"gu" de la parole. z'" ^mecanlsme pryltio-phy. de la enunciación (parole)' Al separat la lengua (langue) del habla (patole). los fenómenos del lenguaje hacia esta formas estables y autónomas (autárquicas) ' ef .io. Pecbat'i Raoliutsia. discursiva. no dice nada acerca de cómo ésta podria ser' 'tsn esta Saussure.-libro 6 (No se oluidc que el comentario d¿ ' Volóshinou se refiere a la época dc hs ueizk -N.il.i. . y discursivo individual: babta (parcle). Saussure pasa en seguidá a diferenciarla de los actos del habla individual. segrin Saussure. lo único suscJptible de definición autónoma y es la que d^ .r.) z¡ <<Il n'y a. según Saussure.Tomado en su coniunto.. la metodología correcta para aislar el objeto específico de la lingüística? Dejemos que hable él mismo: lenguaje. 192-3. a"jiog*je(langagQ. dent¡o d'el langage _conradic_ciones como punro de partida para el análisis . La lengua'como sistema de ^cto formas y el babla (parole) son elementos constitutivos del (lang.. il dans aucune cate- . En efecto. Es dificil orientarse en composición contraiictori".-.o1. que partici.tal Los elementos lingüísticos del habla ¿cuál es.. -i.. au contraire... on sépare-du méme coup: lo ce qui est et plus social de . El lenguaje es compuásro y ñeteróclito. p."i.írul.r..

.92 El marxismo y la filosofía del lenguaje Dos corrientes del pensamiento filosóficoJingüístico 93 son tan sólo las formas de la lengua normativamente idénticas que están presentes en aquélla.oi. totalmente independientes dá todo arbitrio individual de los hablantes' Dg ahí. 2e Dice Saussure: «tout ce qai est diachroniqae dans la largie ne l'est lúé par h parole..u.r.. Saussure.i..iente que hemos presentado' También para Meillet la lengrla es social no en su calidad de proceso.iúJen oror.1 (p.La cursiva es de Saussure.t . §rrrrrr...'ior'p".i..re se réuve le germe de tous les changementso (p.l . q.""íí. Sprícben (cinco tomos."*t señalar a la conciencia colectiva. éste es el proton pseudos de Saussure y de toda la corriente del objetivismo absrrácto. relación dice lo siguiente: «Il faut choisir entre deux routes qu'il est impossible de prende s¡ méme temps. r0 «C'est ainsi que le "phénoméne' synchronique n'a ¡ien de commun avec le diachronique 1. 1. On peut á la rigueur conserver le nom de linguistique de la parole.el "fenómeno" sincrónico nada tiene en común el diacrónico -dice lingüística sincrónica se ocupará de las relaciones lógicas y [.r.. importante fenómeno deia lingüística áela segunda mitad Los neogramáticos están relacionados en una parte de sus postulados con la pii*. La lingüística diacrónica estudiará por el contrario las relaciones que unen términos no apercibidos por una misma conciencia colectiva.yo . y pafa el cual la historia representa un elemento irracional"que distáriiona la putezalógica del sistema lingüístit9' .losofia del lenguaje: el objetivismo abstracto' por supuesto.o-r"tr. Subrayemos la siguiente tesis de Saussure: la lengua se contrapone lo social se contrapone a lo indiuidual.orrrrrr.. sobre el terreno psico-fisiológico'. p. A su lado §e erige otra: la escuela sociológica de Durkheim.. Los demás fenémenos del pensarniento filosófico-lingüístico ii.. . como el factor necesario de la historia de la lengua2e. Como veremos más adelante.I"úlr-p. unas i. 162 y 17 4] . Nuestro propósito fue sólo el de Los puntos de vista de Saussure sobre la historia son sumamente característicos para aquel espíritu del racionalismo que hasta el presente predomina en la segunda corriente del pensamiento filosófico- . El carácter externo e impositivo de-la len"cada conciencia indívidual aParece se¿ún Meillet gru tttp. ql' .egrnda cor..i in d" spracblicbeln-Formetbiauns (Berlín' 187e)." ed...Esta última..r" corriente.. generaPara eilos..oo de iomo eiprincipal distintivo social de la lengua' ---Erio. Jcléctico o de compromiso.. efl caractetizar su§ puntos de vista '1.r. cit. Alonso..ir"ip¡* de la corriente de -neogramáticos: -Osthoff. C'est dans la parole q. Por otro J.o.rpord. para el lenguaje.140).r'"i. regresa. muchas escuelas y corrientes del pensamiento in- güístico. iírr.. en términos lado. 39).-á. h. la idea acetca de las leyes fónicas (Laatgesetze) que propu: sieron los neogramático§ 12' no se ajustan al marco de las pr.¡.Í:. Alonso. .n en relación con la§ corfientes atalizadas . 12». p. p.-J. se contrapone tajantemente a la lengua como sistema sincrónico.ri. 2qt plll'ot". La lingaistique diachronique étudiera au contraire les rapports reliant des termes succesils non apergus par une méme conscience collective. represenrad^ efila lingüística por la figuta de Meillet.á. y que se reemplazan unos a otros sin formar sistema entre ellos 10.ai"i. flrad.*l.ntado.^. No nos vamás u d"t"t.] La psicológicas que unen términos coexistentes y que forman sistema. tal como aparecen Iingüístico. El habla. a veces muy importantes' Y con :.?.-flrad. los neogramáticos ffataron les.:G. sino como sistema estabú á. Irf" N Peterson en el artículo arriba citado («Lengua-como fenómeno social") con lós tundamentos del método M. Todo lo demás es <(accesorio y casual>>. celle dont la langue est l'unique obiet» (op cit:..ti"uoi-itir-hoí. el individuo fisiológico. segrin al habla coruo y de acuerdo con el espíritu de la segunda corriente. tendiendo a su límite inferiorl el fisiológico.m* . es totalmente individual.'. así es como Saussure. t7i.ir-Ñ. entonces.n plenamente al marco de los postulados principal-9s {e la .-ll8). tels qu'ils ont aperEus par la méme conscience collective.i.i. normas lingüísticas.á..b""d""9:*y. o carecen en general de principios teóricos orientadores: el Tomemos como eiemplo el movimiento de los neogamáticog del xrx. 'elaci¿n Durkheim. pp.. del primer tomo . En la historia predomina la <<enunciación>> con su individualidad y virtualidad.¡Á'd". et qui se substituent les uns aux autres sans former systéme entre €ux» (op.. tan decididamente echado por la borda en la lingüística. elles doivent €tre suivies séparément.t inexpugnables.*Í'ikdel'nd:. La lingustique syncbronique s'occupera des rapports logiques et psychologiqües reliant des termes coéxistants et formant syst¿me.áiolósico de *''.. Elacto indiüdual del habla. magistrales. de la enunciacion. y es por eso que la rige una ley totalmente distinta de la que rige el sistema de la lengua. Mais il ne faudra pas la confondre avec la linguistique proprement dite. son ios punros de vista de la segunda corriente de la i.. sin embargo. el individuo creador del lenguaje es.í.cYf :c:1e" es de lEE6)' El programa de los neo- ."tffi.u. y su escuela no e§ la única cúspide del objet-ivismo abstracto en la actualidad.

etiva de las dos corrientes del pensamiento filosóficolingüístico. el sistema de la lengvatalcomo 1o entienden.remos Ia ocasión de -mencionar. El primer camino signiffca admitir de entrada todas las opiniones fundamentales (eclecticismo académ. LENGUAJE.-Problena de la abstracto'-Resurzen fotobro o¡*o y utrao¡rrá. imagen I I i1t .'ü totalmente oÜ. Pero en su calidad de un sistima de normas inmutables e idénticas a y sí mismas. o la inmovilidad inmutable de las normas idénticas a sí mismas? gragrát-igos está expuesto en gisc be U nkrsuc bange4 del objetiuisrno abstracto. ENUNCIADO lengua cono sistemd de formas ttorflratiüds idcnticas a sí nisnas?-Lengta d. Hemos tratado de poner de manifiesto aquellas pautas que ya han sido marcadas en la solución de este problema por las corrientes anteriores del pensamiento filosóficoJingüístico. *y . lo es como tal únicamente paru la conciencia individual desde el punto de vista de esta conciencia.el sisterna éste de la lengua aparece Wa caal?uier conciencia individual como un h. de norma social."*" k t tri ri! { {l i 1 ! 'l .*ó le atribuye "l sirt.'Es verdad que el sisrema se .En la lingüística. por . hagámonos la pregunta: ¿en qué rnedida es real el sistema de normas iáénticas a si mismas.conocimiento (positivism o académico). el segundo es el de no aceptar ningrin punto de vista fundamental y proclamar el <<hecho» como la última base y el criterio de todo .r.-Éoores del objetiuismo ¿Es obietiua '. da posición queda impregnada. fl mativamente idénticas es real tán sólo en su calidad.. quedan fuera de los límites del presente ensayo. Éitor. a algunos lingüistas y filósofos del lenguaje omitidos aquí: por ejemplo. de todos los puntos de vista fundamentales sin excepción alguna.significación. Morybohl. la del objeti' vismo abstracto. Otto Dietrich y Anton Mmty. Sólo después de esto podremos responder la ptegunta planteada al final del capítulo anterior. por supuesto.. En la lingüística existen'muchos fenómenos y escuelas entera§ (escuelas en el sentido de la preparación técnico-científica). de la lengua una tealidad rnaterial y objetual.modos:de deshacerse de la filosofra es el mismo.los exponentes de la segunda corriente? En el capítulo anterior hemos intentado presentar una. como en cualquier disciplina particular.más adelante.rp. los positiüstas. La elección de uno de estos recursos depende por completo del temperamento del investigador: los eclécticos son más plácidos.manifiesta mediante objetos máteriales que son los signos.. pero en cuanto sistema de formas nor' el acto dis- el prefacio del libro de Osthoff y Brugmann. que. puesto que también la investigación a partir de la segun.94 El ma¡xismo y la frlosofía del lenguaje Capítulo 2 li ii ti . Al pdncipio de este capítulo nos hemos planteado el problema de la separación y delimiación del lenguaje cono objeto eEecífico de la inaestignción.. más inconformes. nos LENGUA.ico). 1. Anté todo.os por l. bajo la etiqueta del «hecho». Como resultado. 95 { J L . crítica de la segunda corriente. existen dos recursos principales para desernbar^zarse de la obligación y del trabajo teórico responsable que una . Tend.. es decir.r.: y que.. no'r*o.f ü d rll vimoo'ante dos series de pautas que siguen direcciones diameralmente opuestas: ante las tesis dcl subjetiuismo indiaidaalista y las antítesis J cursivo individual -el habla-. ¿Cuál es el auténtico meollo de la realidad lingüística: Ninguno de los rep¡es€ntante§ del objetivismo absmacto.es independiente de esta conciencia. AÉor" tenemos que someteflas a un análisis crítico bien fuñdamentado. El efecto filosófico de los dos . el punto de tiu real d¿ un¿ cancieneia babknte. ' Co*.cho erárno y objetivo. o el sistema de la lengua? ¿Y cuál es la forma existencial de la realidad lingüística: la generación creativa continua.m. Leipzig 187 8.reflexión filosófica implica. durante el análisis del problema dela interacción discursiva y del problema de la. Los exponeyrtes de la segunda corriente subraya+'continxamente *rrru de sus posiulados fundarnentales'-. que prescinden del trabajo de una orientación filosóficoJingüística.

Así pues. En efecto. La mayot parte de los representantes del objetivismo abstracto se inclina a sostener la realidad. inmediatq la objetiuidad inmediata de la lengua como sistema de formas normatiaamente idénticas. Pero en todo caso se trata de establecer cierta relación objetiva. para un historiador de la lengua que sostenga el punto de vista diacrónico. No obstante. el mismo Saussure. Pero si dijéramos que la lengua respecto de la conciencia individual aparece corno sistema de normas inmutables. exponentes de la segunda corriente. en el mismo momento en que César mabajaba. no existe un momento real en cuyo corte se podría construir un sistema sincrónico de la lengua. determinada por su proximidad con las bases sociales. la amplitud de ¿Quiere decir. Otros seguidores de la rnisma coriente (como Meillet) son más críticos y se dan cuenta del carácter abstracto y convencional del sistema de la lengua. Compren' dida correctamente. por encima de ella. Só1o existe paru la conciencia subjetiva de los individuos que pertenezcan a un colectivo dado regido por estas normas' Así son los sistemas de normas morales. Podemos admitir que. hagamos caso omiso de la conciencia individual subietiva. normas de gusto estético (que asimismo existen).el objetiaisno abstracto. que se opone a la lengua como sistema de normas incontesta- ¡ si analizamos la lengua de una manera de veras objetiva. la lengua latina represettara un sistema inmutable. que lograra elevarse por encima de la lengua. se trata de normas heterogéneas: varían su carácter obligatorio. desde fuera o. un punto de vista que trate de enfocar la lengua independientemente del cómo se le presente a su portador en un momento dado. . el objetivismo abstracto tiende directamente a una biposutización d. Pero su modo de existencia en cuanto normas es siempre el mismo: son reales sólo para las conciencias subjetivas de los miembros del colectivo dado. etc. el sistema sincrónico no es real y sirve tan sólo de escala convencional para registrar las divergencias que se verifican en todo momento real del tiempo. expresaríamos de esta manera una relación absolutamente objetiva. que la misma relación de la conciencta subjetiva con la lengua como sistema de formas objetivas e incuestionables carece de toda objetividad? Desde luego que no. es decir. Para estos su alcance social. enunciado 97 En efecto. nos enfrentaremos a una generación permanente de las bles para ella normas de la lengua. Objetivamente. esta relación puede apreciarse como factor objetivo. entonces. ningrín representante del objetivismo abstracto ha llegado a una comprensión c\aru y precisa del género de actividad que es propio de la lengua en cuanto sistema objetivo. se desarrollaba un proceso continuo de cambios lingüísticos (aunque el historiador no siempre fueru capaz de registrarlos). lenguaje. Para el punto de vista objetivo. objetiuamente no cortesponde a ningún momerrto real del praceso de la generación histórica. si en efecto parula conciencia del hablante la lengua apatezca tan sólo como un sistema inmutable e inmóvil de normas. no ofrece una solución clara de esta cuestión. más exactamente. su importancia. El sistema sincróruicq de esta manera. etc. normas de derecho. Otra es Ia cuestión si este mismo hecho esté o no establecido correctamente. Por supuesto. Cometeríamos un error gatafal si dijéramos: la lengua como sis' tema de normas indiscutibles y ftjas existe objetivamente. la lengua aparecerá como una generación permanente. que éste es el modo de existencia de la lengua paru cada miembro de un colectivo lingüístico dado. para Julio César cuando escribía sus obras. pero para un historiador del latín. no encontraremos nin$in sistema de normas idénticas a sí mismas. incuestionable de normas idénticas a sí mismas. Dejaremos por lo pronto abierta esta cuestión. Todo sistema de normas sociales se encuentra en una situación análoga. Por el contrario. o bien se dan cuenta de que éste no es sino el modo de la existencia de la lengua parula conciencia subjetiva de los hablantes de una len' goa dada? Esta pregunta ha de ser contestada dela siguiente manera. incuestionables e idénticas a sí mismas.96 El marxismo y la filosofía del lenguaje Lengua. no existe en ningrÍn momento real del tiempo histórico. Así actúa. Desde un punto de vista realmente objetivo. por ejemplo. ¿Qué piensan al respecto los mismos representantes del objetivismo absffacto? ¿Estarán afirmando que la lengua sea sistema de normas objetivas. En la mayoría áe los casos estos lingüistas oscilan entre las dos'acepciones de la palabta <<objetivo» en relación con el sistema de la lengua: entre su comprensión como enre comillas (desde el punto de vista de la conciencia del hablante) y la comprensión sin comillas (desde el punto de vista objetivo). el sistema sincrónico existe únicamente desde el punto de vista de una conciencia subjetiva del individuo hablante que pertenece al grupo lingüístico dado en cualquier momento del tiempo histórico.

fe. una señal se refiere al mundo de los o§etos técnicos. el que comprende.ut" la reflexología. por ejemplo.. ei su ¿rtículo «Vom \i7esen der Syntax» (Festrbnft Karl fi. reflexión que no se lleva a cabo miento de una forma aplicada. al pertenecer al mismo colectivo lingüístico.. . una señal aún no suficientemente familiar. t. en otras palabras: de la existencia de la lengua en una ¿éste sería en realidad el modo subjetiva? conciencia discursiva Hemos de contestar negativamente la pregunta' La conciencia subjetiva del hablante no máneja la lengua como un sistema de formas normativamente idénticas.to. . ¿habtá comprendido correctamente el punto de vista de Ia concienciá subjetiva del hablante? O.82-95. enunciado 99 Pero ahora hernos de interrogarnos: ¿acaso Ia lengua fealmente existe para la conciencia subjetiva del hablante como. Aún más lejos de la ideologra se -en encuentran aquellas señales q. En otras palabras. Paru é1. sino en aquella nueva significación concreta qge la forma adquiere en el contexto dado.e . que en la realidad no sustituye nada.r. No.Tal es el punto de vist¿ del hablante' perá el hablante debe-también tener en cuenta el punto de vista del que oye y entiende.l lenguaje. a la comprensión de su novedad. Pero ni siquiera en las fases iniciales de la enseñanzade las lenguas existe la señal pura. obte' nida mediante url arduo trabaio rcalizado para determinados propósitos cog0oscitivos y prácticos.61-69). el centro de gravedad en la adecuación de la forma.. México. Sólo un lamentable malentendido y los inveterados hábitos del pensamiento mecanicista han sido la causa de que estas <<señales» hubiesen sido convertidas casi en una clave paru la comprénsién del lenguaje y del psiquismo humano (de la palabra interna). en general. Tal sistema es una abstracción. en la navegación) y enire formas lingüísticás y combinaciones de formas lingüísticas.b Voxle4 al momento del reconocimiento de la forma lingüística que el hablante *iliza en cuanto forma conocida. de laT.] 2 Karl Bühler.claramentÉ."sin excepciór. estas señales no tienen nada que ver con la técnica. Tomadas su relación al organisrno de un animal sometido a prueba en un experimento. no aparece para é1 como una forma de la lengua. Son profundamente distintos. son instrumentos de producción tan sólo en las manos del experimentador. El sistema de la lengua es producto de una ieflexión rot. trad. o como reconocemos un elemento de alguna lengua poco conocida. también el receptor. no refleja ni refracta nada. internamente inamovible. ei objetivo del hablante consiste en producir un cierto enunciado concreto.rna. ¿No es iustamente éste el punto en el cu¿l . pero no al reconocimiento de su identidad. la tarca de la comprensión. . a la comprensión de su significación en un enunciado dado. en relación con el problema de la sintaxis. En esta calidad no representan señales sino estímutros especiales. E-l . en cuanto Laqrr.rio.rbi.rp.l . .r" sus derechos la identidad normativa de la forma lingüística? No es del todo correcto. se ttata de aplicar una forrna nofmativamente adecuada (admitamos por 1o pronto su existencia) en un deter.. lenguaje. Só1o un signo se comprende. Mientras algana forma lingüística represente tan sólo una señal.98 El marxismo y la filosofía del lenguaie Lengua. de 1a manera igual como percibimos.1".La tarea principal de la comprensión no se reduce en absoluto EI proceso de comprensión no puede de ninguna manera ser confundido con el proceso de reconocimiento r.la qnalgpía con los puntos de vista de E.ro de la iorm. o bien alguna acción (asimismo dete¡minada y estática) 2. Juan Almela. está orientado hacia la forma lingüística dada no como hacia una señal inarnovible e idéntica a sí misma.lg.ro . expresados en los años sesenta: c{. Siglo XXI. que la hace ser la misma en todos los casos de . sino a su comprensión precisamente en un contexto dado y concreto. propone unas distinciones interesantes y agudas ente señjles y combinaciones de señales (por ejemplo. En estos casos también Ia forma está ubicada en un contexto en el que se 1 Nótese.Iutisma formo>. ^E. 1977. un sistema objetivo de incuestionables for*ar normativamente idénticas? El objetivismo abstracto. en la conciencia del hablante nativo de una lengua determinada. Una señal representa una cosa unitaria. . sino que aparece simplemente como un medio técnico para indicar la presencia de uno u ouo objeto (determinado e inamovible). Probbmas de lingühtica general II lt974l. y como tal se reconozca por el receptor (el que comprende). cualesquiera que fuesen estos casos' Lo q. especialmente pp..r. sino como hacia un signo mutante y elástico. no se reduce al reconoci- s. Al hablante no le interesa . rninado contexto concreto.. a los insüumentos de producción en el sentido más amplio. IN. Una señal en ningÍn caso se refiere al terreno de lo ideológico. ni tampoco con el propósito inmediato de hablar. Benveniste.i hablants le impórta es aquel aspecto de la forma lingüística gracias al cual ella se ctnvierte en un signo apropiado para las condi cíones concretas de una situación dada' Expresémos\o así: al bablante no le importa la fotma lingüística como una seial estable y sientpre igual a sí mism4 si*o como un signo sienpre ntutante y ekístico. mientras que una señal se reconoce. es decir.

..aunqueesténpfesentesciertascaracterístiy=a momento correspondiente de su reconoci.J... la comprensió-n d'e la Ñ. . Normalmente el criterio de la corrección lingüística suele rna abstracto de la lengua.. solamente denffo de un contexto ideológico dado.-. sino a la palabra que forma parte de los enunciados más diversos pertenecientes al consocio lingülstico A. cimiento todavía s.ÁÜi".nut miento. así como la palabra de los más heterogéneos enunciados propios.. ...ilá. hace falta una orientación particular y específica para llegar a la palabta idéntica a sí rnisma correlativa al sistema lexicológico de la lengua: la palabta del diccionario.. como un signo variable y elástico. y no <<orientación>> en una cierta calidad estática li i 3.decir' por la lengu3 ffi..nu -ir. con los cuales comparte la lengua. ede ffazar una ftontera defi ..r..nciación v novedad...t d.. ü.il. precisament€ parula conciencia lingüística tü.il . se le da. .tp. Están dialécticamente desactivados' t?i":"1) áel signo (es. *i...uiJ...nt"tión. momentos que no son característicos para la vida discursiva (para el hombre contemporáneo esta situación concierne casi exclusivamente al discurso escrito).id.rür.' coÁpre'nsion responde' respuesta' en un postble co"te*tó de la un ce 1o comprendido en * '. il. tan sóIo en el contexto de enunciaciones determinadas...s deiir..i¿. La forma de la lengua acualiza su significación normativa tan sólo en los momentos excepcionales de un conflicto.. El ideal de la apropiación de la seáa[dad por la signicidad pura.aát4 .. . La palabra sierupre aparece llena de un contenido y de una significación ideológica o pragmática.. con el sistema abstracto de formas normativamente idénticas de la lengu4 sino que está relacionada con el lenguaje en cuanto conjunto de los posibles contextos del uso de una forma lingüística dada. sino en la esüuctura concreta de un enunciado.i áe su dife".i.nJiru.. y respondemos únicamente a una palabra asi una palabta que nos afecta en una situación ideológica o vital.J.".-1" ""o*pi"nsión En resumen' con una metodología 'correcta y .l.it. en la práctica del vivo ffabajo discursivo.-ir-."". pÉrciben.'.Nlát del reconoiimiento por la comprensión pura en el sen' veremos que precisamente este tipo de la comprensión gtneración.#." concientización reduce én general al ti. absorbe por una palabra idéntica d*dfi.o uuri^riiii^d'.. al consocio B.'il-.o . los métodos'efectivos .... la forma lingüística. mediante los diferentes contextos .rir.".... sino que oímos la verdad o la mentira.iilii"-tJ J""rt" á.o no es su autoidentidad de señal' de una forma lin.o ¿.l * . diulé.'itr.1.T.. la conciencia lingüística tanto del hablante como del receptof (del que oye y comprende).ñÉ lnoln. nosotros jamás pronunciamos ni oímos palabras.*u debe asimilarse no a partir de un sistel'iiil"¡Üa.uau toiiá ["güí. al consocio C. Mientras La conciencia discursiva de los hablantes no tiene que ver..rro á.*U.'tóücontexto nuevo.i1ú. v .ticamenre desacrivados .g"a es la absorción . ... pero E|. para lna forma lingüística en cuanto slgno' laorientaciónenuncontextoyenunasituacióndada:unaorienta. pero no son constitutivos en la lengua.rto constitu.. Erto.Ñ una palabra.* . on . Así es como comprendemos la palabra..iOn y el coirelativo momento del reconocimiento sí existen. lo agradablé o lo desagradable.. en realidad.áá. lo importante o lo nimio.r..ilil". que le es dada al hablante..ceso de g. como una forma idéntica a sí misma. esto es' tradu- h ..i'rrro*. en la enseñanza de la lengua). sólo en un contexto .ot. .t.o. nada tiene que ver.. momentos absorbioata lalensua .. por supuesto' que el momento no existan ..¡ialécticamente y se.u'p'"irL'á ii. Partiendo de esta situación. sólo.. de la Todo esto no quiere decír.i p. lo bueno o lo malo.J. se encuentra en la base de-la respuesta' "d"lante tido propio.it"*iráo'fut"t' fo."Eñ.i*ü.. En el yproceso de .rte en una lengua."tr"do.o del reconocimiento de en que figura ... etc.." .o*o pu'u la comprensión de <<1o mis*O*u..ivo no es el reconocimiento es decir' de la palabra' . por lo mismo.tá-.rriJra en la i"-rán"f y el reconoci*i. """ d" .h..J.p. del sin una corfecaprendizaje de teOrica. El criterio de Ia corrección se le aplica al enunciado solamente en los casos anormales o especiales (por ejemplo.... Es por eso que un miembro de un colectivo lingüístico normalmente no percibe jamás el yugo de las normas lingüísticas que son inexorables paru é1.r. A eso hay que agregar otra consideracíón sumamente importante....to iuncioná en la oráctica.. l. con la forma de la lengua en cuanto tal ni con la lengua en sí. lenguaie.r.Ít át t"o' méiodos se en las lenguas extranieras situación cony -una hecho de enseñar .. según acabamos de demostrar.iol . En la vida real.100 El marxismo y Ia filosofía del lenguaie Lengua.cíhca. sino su variamomento constituti. todavía no están totulir.-en la base de h #.tát la comprensión en el sentido propio su De este modo. de una lengua extranjerala cualidad de señal el reconosuperados' la lengua Así pues.ñ. ..'Éiiiurl...'"i.*pu". enunciado 101 convierteenunsigno. á..i. "-ái.u 'n 'á"""'o' parconelsignificadorusoseconvierteenunaespeciedeseñal'sereifica'sevuelve el momento del reconocirutinaria y puntual. así."ti..tivo lingüístico dado. los aioectos cuadernito v aptendida a la escrita en Hf i^ü. Un hablante de lengua materna no se enfrenta a la palabra extraída del diccionario.. En efecto..

en todas partes nos encontramos con filólogos. Por más que profundícemos en el tiempo siguiendo la historia de las categorías y métodos lingüísticos. en esta relación resulta imposibl. lenguaje.V. se encuentra wa orientación práctica y teórica hacia el estudio dc las lenguas muertds y ajenas.tde necesario? del lengaaje y de la genesis de sus tipos 6. etc' 5. Ia. en su poeticidad o banalidad. que se compone de elementos separados en abstracro de las unidades reales del flujo discursivo: las enunciaciones.n a 1" iorrcepción del sistema sincrónico de la lengua? que qué punto de visia este sistema aparece como productivo y . meció su cuna y deió su flaura de una conciencia hablante y de su práctica üviente de la comunicación social no existe un camino direéto hacia el sistema de Ia lengua. que se cánseruan q-n los monumentos escitos. enunciado 10. si transformamos en substancia una foima lingüística exenta de su potencial ideológico. 269.rtá sistema de formas normativamente idénticas ná repres-enta el rnodo real de la existencia del lenguaje para las conciencias de los individuos que la hablan. p.nido ideológico o vital. lo. Es sobre los cadáveres de las lenguas escritas como se ha formado y ha madurado este pensamiento. propuesto por el objetivismo abstracto. Ia. teórico o práctico.-i:-:. no ha'podido. 1926. absorberse por un critefio puramente ideológico: la corrección de un enunciado istá sumergida en su misma veracidad o falsedad.e Las lenguas indoearopeas de las épocas blstóiicas. O en oro lugar: El obstáculo más grande [para estuáiar el lenguaje primitivo . . naturalnenk. hace falta una orientación absolutamente especial. pero filológica en los pañaJes.r. poner de manifiesto el prociso de sargitlieflto hastd bace improductiva para omos.LO2 El marxismo v la filosofía del lenguaje Lengua.] no es la diflcultad de las investigaciones mismas. El académico N. Esra flauta es?á destinada a despertar a los muertos. o improductiva: productiva para unos fines y tareas. Marr señala muy justamenre esra esencia filológica del pensamiento lingüístico indoeuropeo: La lingüística indoeurope4 al disponer de un objeto de inroestigación y hecbo 1 fomtado tianpq a saber: d.o. V. No sólo los alejandrinos fueron filólogos. g ademtis y aite todo de las lelrgilas n ttertds._::lit. yfeticafen ruso). y partiindo casi exclssiuarz¿ente de las fomus anqailosadas dc ks lenguas escitas.g. Por eso. cognoscitivo. encadenado por una tradicional cosmovisión filológica o histérico: 6 N. condicionada por los destinos históricos de su mismo nacimienio y desarrollo. toda abstracción debe justificarse por algrin propósito determinado. Pero le faltan sonidos apropiados para dominar un lenguaje vivo en su generación continua. Para ser verídica. en el proceso de reanimación de esto. ' ¿Cuáles .íón. Es preciso insistir en el hecho de que esta orientación filológica ha determinado en un grado significativo todo el pensamiento 1ingüístico del mundo europeo.. como lo hacen algunos exponentes de la segunda corriente. sino nuesffo pensamiento científico. Entonces. cadáueres han sido elaboradás casi todas las categorías principales. Podemos decir directamente: La lingüística aparecía en los lugares y en los motnefltos en qae aparecían la¡ necesidades filohgicas. Las etapas dc la teoría do con Vossler en el reconocimiento de un peculiar y determinad_o gusto tingulstlc( q""-"o r" fundiera permanentemente con uá específico «gusto» ideológico: artístico. nilafalta de datos patentes. . Desde el punto de vista En la base de aquella metodología lingüística del pensamiento.b. Asi la lengrra . . ético u otro. Mar. que conduce a la concepción de la lengua como sistema de formas normativamente idénticas. ¿qué es este sistema? Desde el principio está claro que este sistema ha sido obtenido mediante .:t. si convertimos en regla e§ta separación abstracta.na-abstric.tiu. sino los romanos y lor giiegor también (Aristóteles es un filólogo ifico). no condicionada por los propósitos de una conciencia hablante. La náesidad filológica generó.los hindúes asimismo fueron filólogos.ru. ap-rehenderemos entonces la se¡al y no el signo del lenguaje-discursoUno de los errores más profundos del objetivismo abstracto es /¿ ruptura entrc b lengua 1 su capucidad deológba. propósitos implícitos de la abs*acción lingüística "conduc.. La lengua en el proceso de su rcalizaciórt pragmática es inseparable de su lont. para separar en absffacto la lengua de su capacidad ideológica o ütal.. los enfoques y hábitos fundamentales del dicho pensamiento.[a lingüística. una absüacción puede ser proi. Como veremos más adelante. El filologismo es un rasgo ineludible de la lingüística europea.

de 7. Una lengua muerta estudiada por un lingüista es para é1. c. aislado en cuanto documento de la leágua. no orientado hacia una posible respuesta activa. una lengua ajena. de una comprensión de la cual se excluye de antemano y por principio una respuesta activa. lo percibe como si este -á. El filólogo corielaciona el monumento. de los enunciados monológicos y aislados. acabado y monológico. tal como si hubiese sido escrito para un filólogo.gorías en el proceso dél *abajo sobre este enunciado *orrálOgl. en Ia que-no viene madurando una respuesta como sucede en toda comprensión verdadera. sus matices desbordantes de libre creación no sólo en relación con Ia lingüística indoeuropea. por supuesto. cit. 1.lO4 El marxismo y la filosofía del lenguaie Lengua. como cualquier enunciado monológico. representa el dato último"y el punto de partida para el pensamiento lingüístico. No se trata de una teflexión de una conciencia que irrumpe abriéndose el camino en el mundo inexplorado de una lengua aiena.r. y le conffapone no una comprensión absolutamente pasiva.. orientado hacíala recepción en el contexto de 1a cotidianidaá científica o de la realidad corriente de la literatura.94'95. espera una comprensión activa. no educada en una percepción etnológico-lingüística del lenguaje vivo. es decir. Como hemos dicho. escrita y ajena. con la respuesta previamente cancelada. 7 Op. aunque. y . polemiza con ellos. enunciado 10. Todo monumento continúa el rabajo de sus antecesores. . ta comprensión ineludiblemente pasiva de un filólogo lingüista se proyecta incluso en el mismo monumento estudiado desde el punto de vista de la lengua. Un monumento.Jo más bien sobre . justas a i L toda la lingüística actual. En cambio. unidos par:a ellatan sólo por la comunidad de la lengua' Pero un enunciado monológico ya apar.o. a decir verdad. incluso un enunble de 1á comunicación discursiva. que no sólo se encuentra en la base de los métodos de la interpretación língüística del texto. Como resultado aparece'una teoría de la comprensión rudicalmente falsa. en realidad no representa la comprensión del lenguaje-discurso. El enunciado aislado. Más adelante *rerémos que este tipo de comprensión. la lingüística es siempre hija de la filología. desde luego. cultural.n. Toda la docmina acetca de la significación y del tema está completamente impregnada de la falsa idea de la comprensión pasiaq es decir. de hecho puede anticiparse. es una aLstracción natural.. Enronces la definición auténtica de la lengua dentro del pensamiento lingüístico es la siguiente lengwa maerta. por una percepción reificada de su aspecto de señal. como si tal monumento estuviese de por sí orientado a una comprensión de este tipo.:. y le contrapone no una comprensión ideológicamente activa. en el plano de la lengua. incluso un monumento escfito.rna serie de tales enunciados. esto es. La última es inseparable de la necesidad de tomar una posición activa respecto de 1o que se dice y se comprende. etc'-Todo monumento es una parte realmente inseparable de Ia ciencia. Ia.r. en la generación de aquella esfera ideológica de la cual este monumento es una parte inalienable' Un lingüista-fitólágo lo arranca de su esfera_real. y por tanto predomina en ella el momento de reconocimiento. con ótros monumentos en un plano común de la lengua dada. qrr. la literafifia o de la vida páfti.mos en la historia. sino también respecto de toda_la lingüística que conac. es un enunciado. vna respuesta. responde a algo y está orientado hacia algún objeto. el pensamiento lingüístico servía asimismo .ece como abstacción. lenguaje. totalidad centrada en sí misma y aislada. Todo ciado escrito y acabado. Marr son.como realidad última. Los métodos y las categorías del pensamiento lingüístico se han formado en este proceso de correlación y de interiluminación. é"iadá por la necelidad filológica. la comprensión pasiva se catactetiza iustamente por privilegiar claramente el aspecto de la identidad del signo lingüístico. est.on fines de investigación. pp. La lingüísticaiba elaborundo sus métoáo. Originado en el proceso de asimilar una lengua ajena y muerta.r. sino a la comprensión pasiva de un fílólogo.rrio ñ. sacado de su contexto discursivo real.r.rrrr. sino en la base de toda la semasiología europea. la lingüística siempre ha parti un monumento antide un enunciado monológico acabado do -de guo. Repreienta tan sólo-un eslabón en la cadena ininterrumpida de'las actuaciones discursivas. que da tono Las palabras del académico N. Todo enunciado elemento insepara-orrtlógi. Por eso el sistema de las categorías lingüísticas menos que nada aparece como producto de la reflexión cognoscitiva en una conciencia lingüística del hablante de la lengua en cuestión.

en boca de un jefe conquistador. si es que ya desde un principio no hubíese sido. Por más profundamente distintas que fuesen las señas históricas y culturales de los lingüistas. la organización política (los sumerios y los semitas babilonios. etc. ll . Un sacerdote védico y un filólogoJingüista contemporáneo. La lengua propia se vive de una manera muy distinta de. una palabra extranjera. esto es. la de crear un aparato necesario para enseñar una lengua descifrada. La fonética. el cristianismo y los pueblos bárbaros. l. mejor. esta orientacíón simboliza el enorme papel histórico que la palabra ajena ha desempeñado en el proceso de edificación de todas las culturas históricas. Le tarca de los sacerdotes filólogos consistía precisamente en descifrar el misterio de las palabras sagradas. los pueblos yaféticos y los helenos. La orientación de la lingüística y de la filosofia del lenguaje hacía la palabra ajena y extranjeta no es forrr¡ita ni arbitraria. como la atmósfera habitual en que vivimos y respiramos. si la palabra enigmática de los otros. si para él el lenguaje representara tan sólo la lengua materna de su vida cotidiana. tan- i güedad más profunda hasta el día de hoy la filosofia de la palabra y el pensamiento lingüístico fundan sus bases sobre su percepción específica de la palabra ajena y extranjera y en aquellos problemas que precisamente la palabra ajena plantea a la conciencia: descifrar y enseñar lo desciftado. de monumentos heurísticos.106 a El marxismo y la filosofía del lenguaje Lsngua.. la palabra sagrada él uso que le da un sacer' -según dote iniCiado v . sólo así incipit phihsopbia.. Los primeros filólogos y los primeros lingüistas siempre y en todas partes fueron sacerdotes.). A la palabra ajena le ha correspondido aportar las luces. más exactamente.. de la creatividad ideológica. los vikingos. tres centros organizadores de las categorías lingüísticas que se han generado en el cauce de las dos tareas señaladas de Ia lingüística:latarea beurística y la pedagógica. enunciado W ya no investigativo sino didáctico: no el de descifrar una lengua. cambiaúa externamente o se extraería de las relaciones vitales (el tabú en la vida cotidiana ola arcaización del discurso). En ella no hay misterios. Esta doctrina aparece ya en la Rig-Veda. La filosofia más antigua del lenguaje se originó precisamente en este terreno: Ia doctrina védica de la palabra. Si algun pueblo conociera tan sólo su propia lengua. la religión.se convierte en el soberano de toda la existencia. el léxico son tres. la palabra de la lengua ajena no for' mara parte de su horizonte. se encuenffan fascinados y esclavizados por un mismo fenómeno: el de la palabra ajenay extranjera. Un sacerdote «conocedor» se define allí como el dominador de la palabra: en esto consiste todo su poder. La segunda tarea principal de la lingüística. un pueblo semejante jamás habría creado filosofemas parecidos s. Por ende los monumentos se convierten. Este papel ha pertenecido a la palabta ajena en todas las esferas. Es un rasgo sorprendente: desde la anti' 8 Segin la religión védica. al reflexionar sobre eHenguaje. Pero en tal caso se convertiría ya efl otra palabra. sólo podría convertirse en misterio en boca ajena. lenguaie.conocedorrr. desde sacerdotes hindúes hasta lingüistas contemporáneos europeos. codificarla con una orientación adecuada a los fines de una ransmisión escolat. Por el contrario. sobre todo en una boca jerárquicamente ajena. i. I i i li. la doctrina del Logos de los antiguos pensadores griegos y la filosofía bíblica de la palabra. l dición. sino el de enseñar una lengua descifrada. Sólo así se origina k Palabra. ¿Quién es el filólogof oro propósito. Para comprender estos filosofemas no hay que olvidar ni por un momento que se trata de los fihsofemas de la palabra ajena. Roma. La lengua materna es familia¡ se siente corno la vestimenta propia y común o. la cultura. desde las formaciones políticas y sociales hasta la etiqueta de la vida cotidiana. o. no suele percibirse en absoluto como un discurso preñado de todas las categorías que se originan en el pensamiento lingüístico o se generan por el pensamiento filosófico y religioso de los antiguos. sin excepción alguna. un filólogo siempre y en todas partes ha sido un descifrador de las escrituras y palabras ajenas y <<secretas)> y un maestro y propagador de lo descifrado o de lo recibido por tra'. la del sacerdote. Bizancio. l4 gramática. EI grandioso papel organizatl'o de ji to de los díoses como de la gente. en el patrón escolar y clásico de una lengua. dejó un sello irnportante en etr pensamiento lingüístico. las mibus eslav¿s del Sur y los eslavos orientales. como Ia del jefe. Son de conocímiento común el filsofema griego del Logos y la doctrina aleiandrina del Logos. La historia no conoce ningrin pueblo histórico cuyas escríturas sagradas o las tradiciones no fuesen en una mayor o menor medida heteroglóticas e incomprensibles para un profano. incipit philalogta.apartados en el sistema de la lengua.

por lo visto. Sin embargo. Aquí apenas apuntamos la importancia de la palabru ajena para el problema del origen del lenguaje y de su evolución. Mam-. p. la lingüística aparece como una especie de la última ola que nos ha alcanzado de una corriente. se obse¡va y se puede seguir en todas las lenguas yaféticas. . la lingüística aún ahota sigue esclavizad. incluso nada simvienen de las ribus -propiamente ples-. La lengua es creación de la sociedad. la lengua extraclasista es todavía una ficción. Sin embargo. mediante cruz¿miento. lo cual viene a ser uno de los logros importantes de la lingüísticayafética [. del lenguaje ajeno. como factor de la génesis de las En general el cruzamiento -dice diversas especies lingüísticas e incluso de los tipos. Marr. siendo ella misma producto de la palabta ex:rl:anjeta. siempre multitribal 9. este papel es. el cruzamiento como fuente de la formación de las especies nuevas.. qué surge con base en l¿ interacción tibal producida por ias necesidades económicas. incluso hoy no ha surgido en la filosofía del lenguaj. antes vivificante.Trutarcmos aquí tan sólo de señalar todas aquellas singularidades del pensamiento lingüístico que han madurado a lo largo' de los siglos y que determinan el pensamiento lingüístico actual.] Se trata de que no existe una primitiva lengua fónica. Estos problemas en sí están fuera de los límites de nuestro trabajo.pp. de Ia santidad.108 la palabra ajena que EI marxismo y la filosofía del lenguaje Lengua.. o era enconmada por un joven pueblo con- llegaba acompañand o a la taerza y En el artículo <<Sobre el origen del lenguaje>> el académico N. Así la percepción primitiva mágica del discurso se determina en una g¡an s N.a por la palabra ajena. Es por eso que la lingüística.condujo a la situación en que la palabra ajena en las profundidades de la conciencia histórica de los pueblos se había relacionado con la idea del poder. Ia. no existe ni. y. incluso las nacionales. Esto no es todo. Con ello resumimos 1o 11 lbid. enorme. que el problema del origen del lenguaje se reduce ai del surgimiento de los elementos mencionados. Marr ha promovido una bien aticalada iáea acetca del cruce lingüístico corno factor principal de la euolución de las bnguas. En resumen. cultura que desde los sepulcros mismos parecía cautivar la conciencia ideológica del pueblo advenedizo.rterza. y viene a ser el sedimento de esta comunidad. Ia. como habla materna de toda la masa de la población. El análisis paleontológico del ienguaje humano no va más allá de la determinación de tales elementos quistador en el tereno de una vieia y poderosa cultura ocupado por é1. representan tipos de lenguas híbridas. existió ni pudo existir.la teoría yafética permite interpretarlos de un modo tan decisivo y definitivo. enunciado 109 siempre -la ala otganización ajena. 268. dela verdad y había propiciado el que el pensamiento sobre la palabra se orientara predominantemente hacia la palabra ajena. está muy lejos de comprender correctamente el papel de la palabra lingüística.. Nos hemos de cerciorar de que son precisainente éstas las categorías que han encontrado su expresión más clara y nítida en las enseñanzas del objetivismo abstracto. Por el conrario. Por el contrario. una lengua tribal.. Las etapas dc la teoría yafética. El académico N. N. Nos referimos a todo el conjunto de fenómenos que le incumben. Marr dice Io siguiente respecto de la cuestión que estamos traundo: . ienguaje.315-]16. como las categorías de los filosofemas más antiguos de la palabra que hemos mencionado arriba. es acientífico e irreal. Así como los estamentos en las primeras fases evolutivas prode las formaciones tribales. Ia. cruzadas de los elementos simples. el enfoque que la llamada cultu¡a nacional suele dar a una u otra lengua. El factor del ctuzamiento lingüístico fue reconocido por él como el principal para solucionar el problema del origen del lenguaje. de los cuales mediante el cruzamiento se forman todas las lenguas. medida por la palabra ajena. una última supervivencia de su papel dictatorial y fundador de la cultura.e ni en Ia lingüística una conciencia objetiva del enorme papel histórico de la palabra aiena. Iiejaremos dá l"d" tanto las peculiaridades del pensamiento primitivo acerca del discurso extanjero 11. Ia. como veremos.La'palabra ajena nos importa en cuanto factor que determina el pensamiento filosóficoJingüístico acerca de la palabra y todas las categorías y enfoques de este pensamiento. de la f. igualmente las concretas lenguas tribales. Trataremos de expresar en los siguientes postulados aquellas peculiaridades de la percepción de la palabru ajena que se convirtieron en el fundamento del objetivismo abstracto. la indoeuropeística La ehborado unas categorías para la comprensión de la historia de la lengua que excluyen del todo una apreciación correcta del papel de lapalabra ajena. que no representan sino nombres tribales 10.. sin embargo. la lengua nacional de todos los estamentos.

Por consiguiente. p. Es característico que el hecho de que sea el pensamiento ajeno el que de ordinario (si no exclusivamente) suela sistemattzarce. Ya hemos indicado que la comprensión de la lengua propia no implica el reconocimiento de los elernentos idénticos del lenguaje. En cambio. y sélo entonces empieza la sisternatización formalista. El segundo IV. Porque la lingüística estudia la lengua vivá tal óomo si ésta estuviese muerta. hubo de tatar una lengua viva como si se presentara como acabada Y. a los que se conffapone la conciencia pasivamente comprensiva del filólogo. la edificación de un sisterna de formas idénticas a sí mismas aparece como una etapa necesaria e importante en el proceso del desciframiento y transmisión de una lengua extranjera. Desde el punto de vista del sistema. La concretización de la paLabra sólo es posible mediante su tz No hay que olvidar que el objetivismo abstracto en su nueva presentación aparece como la expresión de aquel estado de la palabra aiena cuando ésta ya había perdido en una gran medida su autoridad y su fuerza productiva.io de una lengua viva. L La primera no requiere aclarución. Es por esta posición que las prppuestas del objetivismo abstracto difieren tanto de los filosofemas antiguos de la palabra ajena. De este modo todo el trabajo se lleva a cabo dentro de los límites de un enunciado dado. preua. Mientras . Pero los límites del enunciado como una totalidad se perciben débilmente o incluso deian de percibirse.autoridad. Lo abstracto preualece sobre lo concreto.110 El marismo y la filosoáa del lenguaje Lengua. La orientación en medio. su carácter sagrado y su autorídad. como si fuera extranjera. y la lengua materna. Pero el pensamiento sistenrático sobre la lengua es incompatible con su comprensión viva e histórica. Las empieza a sistematizar la época que se siente en la posesión de un pensamiento acabado y recibido de una. punto se comprende también a partir de 10 dicho. La lingüística. de trataL-con hostilidad toda clase de novedades lingüístñas. La incapacidad de comprender la generación dc 8) k bngua desde su inteior. 5) La substancialización del elemento lingorístico aiskdo sustituye la dinámica dcl discurso. formalmente siste' matizador.e los elernentos preualecen sobre las formas de m. Las formas d. hubo de ocupar ineludiblemente una posición conservadora y académica r. Es preciso gue pase la época creadora. La sisteruaticid¿d abstracta preualece sobre la bistoricidad. Un enunciado monológico y acabado es en realidad una abstracción. trabaja orientada hacia el enunciado monológico aislado.rdá derartollai toda su plenitud y fuerua sólo sobré el material de una lengua muerta y extraniera. Es por eso que el de la gramática. EI pensamiento gramático. sino la comprensión de su rn¡eva significación contextual.tp. pensamiento formalista y sistemadzaáor.las categorías principales de su pensamiento se extendían también a la percepción de las lenguas vivas y maternas. y solamente allí donde dicha lengua perdiese hasta cierto punto su fascinación. inmola tota- vilizado. es decir. II. Los creadores e iniciadores de nuevas corrientes ideológicas nunca son sus sistematizadores formales. Se estudian los monumentos lingüísti' cos. Además. lenguaje. la historia siempre se presenta tan sólo como una serie de infracciones eventuales. Esta peculiaridad del pensamiento lingüístico tiene manifestaciones múltiples.. como hemos visto.de una corriente generadora no puede ser jamás normalmente sistematizado: ra. es decir. 1) 2) 3) 4) lidid El mornento esuble e iüntico a sí ntisrno de las forrnas lingüístbas inclusión en un contexto histórico real de su realización primitiva. En un enunciado monológico aislado aparecen rotos justamente aquellos hilos que lo unían con toda la concreción de la generación histórica. Todo el trabajo de la investigación se dedica al estudio de las relaciones inmanentes al territorio ínterno del enunciado. enunciado 1I1 la exposición anterior y la complementamos con una serie de puntos significativos 12. El formalismo y la sistematicidad aparecen como rasgo típico de todo pensamiento dirigido a un objeto acabado.a palabra sustituye su po lisemia y po liacentua lidad. tatea de herederos y epígonos que se creen propietarios de una palabta ajena que estáya privada delavoz.lece sobre su oariabilidad. 6) La monosemia y k rnonoacentudlidad de l. la especificidad de la percépción de la palabra ajena apatece debilitada en el objetivismo abstacto por el hecho de que. Nos detendremos brevemente en cada una de estas particularidades del pensamiento acerca de la palabra exffarrieta. 7) Se presenta el concepto de k bngua corna una cosa acabada que se transrnite de una generación a otra.

tica. la palabra no pierde su unidad ni se desintegra en el número de palabras correspondiente a los contextos de su uso. Sin embargo. Así. lenguaje. que se desarrollan en conta del sistema como totalidad y a pesar de los enunciados concretos u. De este modó. separado en absracto de la totalidad dinámica de una actuación discursiva compleh. . Al referir una obra a la unidad de Ia lengua como sistema. Es muy comprensible que la misma totalidad del enunciado y las formas de esta totalidad se queden al margen del pensamiento lingüístico. de botones. por supuesto. la historia de la lengua aparece como historia de formas lingüísticas aisladas (formas fonéticas. ¿Cómo. un medio indife¡ente del cambio de rusa. aabie*a acenruada en sflaba libre. las formas lingüísticas aisladas. Un filólogoJingüista. desde luego. La orientación de la lingüística es directamente opuesta a la orientación del proceso vivo de la comprensión de los hablantes que intewieábn en una interacción discursiva determinada. en el terreno del subjetivismo abstracto la forma lingüística se convierte en substanci a. de un modo sumario -así y elemental. parece anquilosarse y separarse de la pluralidad fundamental de sus significaci. imposible de superar desde el terreno del objetivismo abstracro. alfileres. Es muy comprensible que suceda asi ya que el sistema en cuanto totalidad no puede desarollarse históriqamente. para decirlo lo mismo que sería una historia del traje sin el concepto de la moda o del gusto de la época: un índice. al analizarla como un documento lingüístico. ordenado cronológica y geográficamente. Sólo mediante un salto pasamos de Ia sintaxis a las cuestiones de la composición. apatece como un elemento que puede ser separado en la realidad. morfológicas y otras). perdemos el enfoque de sus formas en cuanto formas de una totalidad literaria. gorros y tirantes. It cap. permanecen tan sólo elementos del sistema. Son ellas las que pueden tolerar la historia. puesto que las formas de un enunciado total sólo' pueden ser percibidas y comprendidas sobre el fondo de otros enunciados totales en la unidad de una esfera ideológica. en una relación indivisible con oras formas asimismo literarias. EI enunciado como totalidad no existe paru la lingüística. en cambio. paru é1. todas las relaciones que sobrepasan las fronteras del enunciado como totalidad monolégica.t72 El marxismo y la filosofía del lenguaje Lengua. V. esto es. Pole-l momento dejamos de lado la diferenciación entre significado y tema (cf.llo. privilegia el momento de la identidad en el uso. En cuanto a [a esructu ra de la totalidad de un enunciado completo. el artículo citado de Vossler: «Gramática e historia lingüística». al' cotejar los contextos <le una palabra dada. completamentq legítima. medias. actría el objetivismo absmacto? El momento de la unidad de la palabra. La lingüística carece de enfoque de las formas composicionales de la tbtalidad. El sentido de una palabta se define plenamente por su contexto. el problema principal de la significación. 1r El enu¡ciado aparece únicamente como . La unidad de la palabra no se asegura. elemento capaz de su propia existencia histórica aislada. .) la Cf. del enunciado. Vossler aprecia muy justamente la historia dela lengua tal corno la entiende el objetivismo abs. grosso modo. La esÚuctura de una oración compuesta (de un período) es el máximo que puede abarcar la lingüística. sino también por el factor de unidad propio de todas las significaciones. Sin embargo. la política exterior del enunciado perrnanecen fuera del análisis. Es por eso que entre las formas lingüísticas de los elementos de enunciado y las formas de su totalidad no hay una transición continua y en general no hay relación alguna. Lo cual es absolutamente inevitable. .tracto: Una historia de la lengua como la llamada gramáaca histórica es. (Ed.la forma lingüística. En efecto. por ejemplo. En realidad. 40. con todo esto. I /U. por así decirlo. ¿Cómo conciliar la polisemia fundamental de la palabra con su unidad? es cómo puede ser formulado. esto es. En gramática histórica estos botones y tiranres se llaman. etc. . Este problema sólo puede resolverse dialécticamente. infra.ones. \/I. Esta pluralidad se. la lingüísticala deja a la incumbencia de otras discíplinas: la retórica y la poética. tan sólo por la unidad de su comfosición foné. las formas de un enunciado artístico -de una obra literaria* sólo pueden ser comprendidas en la unidad de la vida literaria. el pensarniento lingüístico no ayanza más allá de los elementos de un enunciado monológico.é*/iniciales. Por consiguiente. existen tantos significados de una palabra cuantos conteNtos hay de su uso 1r. Entre la obra relacionada con el sistema de la lengua y la obra tomada en la unidad de la vida literaria se impone una ruptura completa. enunciado llj tantq todos los problemas de. esto es. p. i4. La forma lingüística viene a ser tan sólo un aspecto. En el marco de tareas lingüísticas determinadas una abstracción semejante es. p. percibe como matices ocasionales de un significado fijo y estable.

en diferentes grados expresa una conformidad con algo o una negación de algo. enunciado ll5 puesto que le importa sustraer la palabn dada de los contextos confrontados y atribuirle una definición fuera del contexto. La síntesis dialéctica de la unidad del significado con su multiplicidad en este terreno se vuelve imposible. El carnbio del acento valorativo de la palabra eñ sus distintos contextos no ha sido tornada en absoluto en cuenta por la lingtiística. La corriente se precipita adelante.u _El desarrollo posterior de los postulados expresados aquí aparece en el capítulo IV de nuestro libro. Sólo en el proceso de enseñanza de una lengua ajena una conciencia acabaáa gracias a la len-acabaáa gua materna. es justamente este vínculo lo que viene a ser absolutamente inealizable en el terreno del objetivismo abstracto con sus principios. idéntico a sí mismo y es el que asegura la unidad del significado. En el proceso del mabajo lingüístico. Conforme al grado del ingreso la conciencia se forma y se llena de contenido. VIIL Como hemos visto. todo enunciado concreto en una u otra forma. la lengua. Desde luego. 17 El proceso de asimilación de la lengua matema por un niño es el proceso de un_paulatino ingreso de la cÁatuta en la comunicación discursiva. Los contextos parecen formar una serie de enunciados cemados. Los dos problemas sólo pueden ser solucionados al establecerse el vínculo mencionado. más bien. corno proceso generativo existe solamente para un historiador. pero la lengua. Pero en la realidad. La combinación dialéctica de la necesidad con Ia libertad ¡ por decirlo de esra mane. SegrÍn la doctrina del objetiüsmo absracro. El trabajo del lingüista se complica además por el hecho de crear una ficción de un objeto úni- co y real que correspondería a una palabra dada. Sin VII. resulta absolutamente imposible en este terreno. Pero en la realidad las cosas son muy distintas: los contextos de uso de una misma palabra a menudo se contraponen muturimente. Pero en reali dad la lengua se mueve junto con la corriente y es inseparable de ella. En este caso una misma palabra figura en dos contextos opuestos en colisión. Aquí predomina una concepción purament€ mecani. es decir. sino que se encuentran en un pefmanente estado de intensa e ininterrumpida interacción y lucha. Los indiüduos no reciben una lengua acabada. las réplicas de un diálogo aparecen tan sólo como un caso más representativo y evidente de contextos multidireccionales. De este modo se excluye la posibilidad de una participación activa de la conciencia embargo. Esta ficción de la realidad literal de la palabra coadyuva aún más paru La substancialización de su significado. a pesar de que la pluriacentualidad de la palabra sea justamente lo que le da vida. la busca de una palabra correspondiente en otro idioma.ll4 El marxísmo y la filosofía del lenguaje Lengaa. en sus manos esta semejanzaviene a ser algo más que una metáforu. sino que ingresan en esta corriente de la comunicación discursiva o. El proceso de aislamiento de la palabra y de la estabilización de su significado fuera del contexto se refuerza además mediante la confrontación de idiomas. _ . Desde luego. Como sistema de formas nofmativamente idénticas. los exponentes de la segunda corriente entienden esta transmisión de la lengua como herencia metafóricamente. Un caso clásico de tal conÚaposición de los contextos de una misma palabra son las réplicas de un diálogo. su conciencia se tealiza por primera vez únicamente en esta corriente. Los contextos no permanecen uno junto al offo sin hacerse caso mutuamente. él pretende crear la palabra de diccionario. como si fuera una obra acabada. Este acento es lo que menos se somete a Ia substancitlización. sin embargo. como pelota. pero continúa como un proceso ininterrumpido de generación. el objetivismo abstracto no sabe relacionar la existencia de-la lengua en el corte sincrónico abstracto con su proceso generativo. lenguaje. con la responsabilidad lingüística. la significación se esructura en la frontera que se ttaza entre al menos dos idiomas.transmite propiamente si no continúa. El problema de la pluriacentualidad debe relacionarse estrechamente con el problema de la polisemia. centrados en sí mismos y orientados en un mismo sentido. No se. La lingüística echa por la borda el acento valorativo junto con la enunciación singular (parole) rs. es decir. Al substancializar el sistema de la lengua y al percibir una lengua viva como si fuese una lengua muerta y ajena. se pasa de una generación a offa. Ia lengua existe para una conciencia hablante. El error más profundo del ob¡'etivismo abstracto considte además en lo siguiente: los diversos contextos de uso de alguna palabta apa' recen concebidos en un mismo plano. el objetivismo abstracto la convierte en algo ajeno con respecto a la corriente de la comunicación discursiva. El objeto en cuestión es unitarío. hablante en el proceso de la generación histórica. La lengua materna no se recibe por la gente: la gente despierta por primera vez dentro de la lengua matern t7. ra. se transmite de una generación a oma. ni tampocó se ha reflejado en la doctrina acerca de la unidad del significado.se contraponen a una lengua asimismo acabada.. a la que sólo puede recibir.

tendencias. así como una determinada prioridad de lo interno. Sin embargo. Los románticos fueron los primeros filólogos de la lengua vernácula.). para uno mismo). desde el punto de vista de su autoexpresión. la expresión contiene dos miembros: lo expresado La segunda corriente del pensamiento filosófico-lingüístico. y si entre ambos se diera una ransición cuantitativa (algo así como aclaración. El romanticismo fue la reacción más inmediata a la l{ última reincidencía del poder cultural de la palabraextanierai ala época del Renacimiento y la neoclásica. segrin hemos visto. mientras que lo externo puede llegar a ser importante tan sólo al convertirse en el recipiente de lo interno. Lorck y otros). talvez. lo interno. por más sofisticadas y complejas que sean susr formas. Leo Spitzer.-Problema de k ifuología cotidiana. Es característico el hecho de que hasta hoy en día los exponentes del subietivismo individualista sean especialistas en lenguas modernas. al expresarse hacia afuera. en la expresión del espíritu.Capítulo 3 Interacción discursiva 119 INTERACcTÓN DISCURSIVA Teoría de la expresión en el subjetioismo indiuidualisid. puesto que todo acto de objetivación (expresién) sé desar¡olla desde el interior hacia afuera. cambia. sino desde la interioridad del hablante. Entonces. los primeros que intentaron reestructurar radicalmente el pensamiento lingüístico en base a la vivencia de la lengua materna en cuanto mediación pata el proceso generativo de la conciencia y el pensamiento. La categoría de la expresión es la categoría superior y general a la que se ajusta un acto lingüístico: la enunciación. se relaciona con el roruanticisnto.r. form^ de la expresión. etc. La teoría dela expresión forzosamente presupone un cierto dualismo entre lo interno y lo externo. se relaciona con el racionalismo y el neoclasicismo. Todo lo sustantivo se encuentra en el interior. Pero sus representantes no lo enfocaron desde el punto de vista de un filólogo de comprensión pasiva.-Enunciado como totalidad y sus /otmas. En realidad. lograron apoitar a este pensamiento nuevas categorías y pusieron los cimientos de las particularidades específicas de la prímera corriente. Por lo tanto. Estructura sociológica dc la oiaencia I la expresión. Es verdad que los románticos siguieron siendo filólogos en la acepcion exacta de esta palabra. gustos. diferenciación. La teoúa de la expresión. etc. con sus intenciones. El romanticismo en una gran medida fue una reacción a la palabta ajena y a las categorías del pensamiento por ella condicionadas. Sus fuentes se encuentran en el interior. De no ser asi si lo expresado existiera desde un principio . t i' Pero ¿qué es la expresión? Su definición más simple y sumaria sería la siguiente es algo que de alguna manera se ha formado en la psique individual y que puede ser proyectado hacia afuera mediante algunos signos externos. No es gratuito el hecho de que Ia teoría del subjetivismo indiüdualista y todas las teorías de la expresión en general se hayan producido exclusivamente en un terreno idealista y espiritualista. l. presupone ineludiblemente estos dos elementos: todo el acontecimiento de la expresión se desenvuelve entre ellos. entonces toda la teoría de la expresión se derrumbaría.-Direcciones para resoloer el probletna dc la realidad d¿d¿ del lenguaje. como expresión de una conciencia individual.- cíado monológico fue la rea[áad definitiva y el punto de partida en su reflexión acerca del lenguaje. Está forzado a apropiarse de un material exter- . que existe antes en otra forma y luego pasa a ser la forma de la expresión. también para el subjetivismo individualista el enun118 ri ll (interno) y su objetiuación extema para los demás (o. principalmente romanistas (Vossler. Sin embargo. Por supuesto estaba más allá de sus fuerzas reconsmuir el pensamiento acerca del lenguaje formado y asentado durante centurias. La primera corriente. al convertirse en lo externo. ¿Qué es lo que un enunciado monológico representa para el subjetivismo individualista? Hemos visto que el enunciado aparece como un acto puramente individual.Enanciado cotno base de la generación discarsit¡a.-Cntica dc la teoía de la expresión. el subjetivismo idealista. impulsos creati: vos. toda teoría de la expresión inevitablemente sobreentiende que lo expresado puede de alguna manera formarse y existir fuera de la expresión.

la explicación debe penetrar hacia sus raíces organizativas internas. Se determina enla misma medida por aquel a quien pertenecey pot aquel a quien está destinada. De ahí sígue que también la cornprensión. en cualquier caso el interlocutor ideal no puede salvar las fronteras de una determinada clase social y de una determinada época. k pakbra rqpresenta un acta bikteral. es la expresión la que organiza la uiuencia. pero. etc. Cuanto más culta es la persona daáa. La palabra es el territorio común compartido por el hablante y su interlocutor. El aspecto de la orientación de la palabra hacia el interlocutor es de suma importancia. aparece precisamente como praducto de las interrelaciones dcl habknte y el oyente. si está o no relacionado con el hablante mediante algrín vínculo social más estrecho (padre. que se encuentra en la base de la primera corriente del pensamiento filosóficoJingr. Por consiguiente. no en el material de los signos internos). hacia el cual se orienta la creatividad ideológica del gupo social y de la épo. Tales declaraciones son sumamente típicas para el romanticismo idealista. Si un extremo del puente está apoyado en mi el otro se apoya en mi interlocutor. una zona frontetiza entre él y su' -al interlocutor-. marido. del mismo material. todas las fueruas creativas y organizativas de la expresión se encuentran en el interior. siempre se prefigura como una especie de representante del grupo social al que el hablante pertenece. Toda pala. En la mayoría de los casos presuponemos en esta situación un cierto hoiz:onte social típico y estable.. Pero es más que eso: el centro organizativo y foqmativo no se encuentra en el interior (es decir. no importa qué aspecto de una expresión-enunciado tomáramos. si el alma pudiera decirse sin palabras» (Fet). Aquí se presenta un aspecto en el cual el hablante viene a ser un Esto sucede porque un enunciado se construye entre dos perso- I <<Idea expresada es mentira» (Tiutchev). En realidad.). Un intedocutor abstractq esto €s. esto es. como ya.La palabra ee el puente construido entre el yo y el otro. En todo caso. es radícalmente errónea. En efecto. la interpretación y la explicación de un fenómeno ideológico pueden ser dirigidas hacia el interior. No es la vivencia la que organiza la expresión. en la realidad vemos <<la ciudad y el mundo» a través del prisma del medio social concreto que nos abarca. en efecto. En la palabra me doy forma a mí mismo desde el punto de vista del o*o. nuestra ciencia.120 El marxismo y la filosoffa del lenguaje Interacción discursiva l2l no que posee sus propias leyes. de su superación. no tendríamos ningún lenguaje común en sentido literal ni figurado. etc. de su transformación en un recurso pasivo de la expresión. En el proceso de esta asimilación del material. . -lo expresado y su objetivación externa- están tos internos. sino por el contrario. pudo tener lugar también una negación radical de la expresión en cuanto distorsión de la puteza de lo interior 1. Todo lo externo es tan sólo un material pasivo paru la forma interior. y aunque un intedocutor real no exista.rno y lo externo.iístico. Pero ¿quién es el hablante? Porque si la palabra no le pertenecc por entero ser. bra expresa a <(una person»> en su relación con <<la otra». Incluso si pretendemos a veces vivenciar y expresarnos urbi et orbi. en una dirección inversa: partiendo de una objetivación externa. por así decirlo.haciala condición de éste: si se trata de la persona perteneciente a un mismo grupo social o no.le da por primera vez urr forma y una determinación del sentido. lo irrt. «Oh. en comparación con la expresión. un hombre en si no puede existir. El mundo interior y el pensamiento de todo hombre posee un auditorio social estable. Es por eso que en el terreno del idealismo. tanto más el auditorio en cuestién se aproxima a un auditorio normal de la creación ideológica.rrt. sobre el cual se han constituido todas las teorías de la expresión. No hay vivencia fuera de su encarnación sígnica. al fin de cuentas desde el punto de vista de rni colectividad. este aspecto siempre se determina por las condiciones reales del enunciado en cuestión. hacia un coetáneo de nuestra literatura. con éste. En cuanto palabru. nuestra moral. y ante todo por la situación social inmediata. Así es como entiende la expresión el subjetivismo individualista. hermano. nuestro derecho. lo sabemos. deben ir. nas socialmente organizadas. le pertenece al hablante al menos alamitad. ca a que pertenezcamos. La vivencia hechos. La palabra es*í oientada bacia un interlocutor. si está por encima o por debajo del hablante (rango jerárquico del intetlocutor). sino afueru. en cuya atmósfera se estructuran sus argumenLateoría de la expresión. lo vivenciado y expresado se transforma por sí mismo y se ve obligado a aceptar un cierto compromiso. las motivaciones y valoraciones internas. ajenas a 1o interno. desde un principio ni siquiera puede plantear-se una diferencla cuali¡ativa.

al hacedo sonar ora como exigencía.la aioencia-yo tiende hacia la aniquilación. no puede prescindir de alguna forma ideológica. rencorosa. sino la expresión de alguna necesidad. en cuanto se aproxima'al límite. hacia los cuales se odentatá fiesto su orientación social completa. aunque sea del hambre. hacia un grupo social determinado. formulación de un enunciado es directamente proporcional a su orientación social. en relación con tal o cual situación: es ésta la que formula el enunciado. por ejernplo. indignada. Se rrara del acto fisíológico de la tealización de la palabra. hacia un hombte determinado. tomado como puramente fisiológico. entoncés h cuestión de la propiedad se complica extraordinariamente. enlamayotía de los casos. El grado de conciencia. Los llamaremos convencionalmente: uiuencia-yo y uiuencia-nosotros. Ante todo. la formulación individual de este signo social en un enunciado concreto se determina completamente por las relaciones sociales. En relación con un receptor potencial (pero a veces incluso claramente percibido) pueden distinguirse dos polos. Por supuesto. Propiamente . Y es que toda conscientización requiere un discurso interior. molesta. incluso aquel que no representara vna información referencial (comunicación en el sentido estricto de Ia palabra). Al tender hacia este límite. La estractara dcl enunciido se deterrnina -y se detemtina dcsde el interior. La expresión externa.22 El marxismo y la filosofía del lenguaje Interacción discursiva 123 propietario indiscutible de la palabra que en este momento no puede ser enajenada de é1. pierde su articulación ideológica y por tanto deja de ser objeto de una toma de conciencia. Justamente aquella individuación estilística del enunciado de la que hablan los vosslerianos fepreserlta un reflejo de las interrelaciones sociales en cuya atmósfera se construye el eriunciado dado. Loi esratos más profundos de su estructura se determinan por las relaciones sociales más duraderas y profundas de'las cuales el hablante participa. sino a la realización de la palabta en cuanto signo. articulación y diferenciación en esta orientación social de la vivencia. Pero la categotía de la propiedad es inaplicable a este acto. la dirección que vá a tornar el despliegue enánacional de la sensación interna de su hambre. Efectivamente.1. puesto que la esüuctura de la vivencia es tan social como la estructura de su objetivación externa. etc. Si tomamos un enunciado en medio de su proceso generativg. con seguridad o timidez. pero fuera de alguna orientación social la vivencia no es posible' incluso el llanto de un bebé de pecho está <<orientado»> hacia la madre. son posíbles diferentes grados de conscientización. aliados o enemigos. se articulará como protesta. etc. la esencia del asunto no varía. en un argumento político. Depende de la situación inmediata de la vivencia. le confiere una u otra entonación. así como de la situación social general del hambriento. pero en la realidad resulta posible una entonación sumamente fina y compleja en su articulación de la vivencia. El contexto socíal más próximo determinará a los posibles receptores. La situación inmediata y sus participantes sociales más próximos determinan la forma ocasional y el estilo del enunciado. solamente reitera y ac\aru el sentido de Ia orientación interna del discurso interior y las entonacíones ya Presentes en é1. clafidad. una entonación interior y aun un estilo interior incipiente: se puede sentir el hambre de una manera suplicante. la concienci a y la vivencia del hambre: podría tratarse del rencor hacia una inhóspita naturaleza. bien como reclamación de un derecho o como petición de un favo¡ con un estilo sofisticado o sencillo. hacia uno mismo. Son justamente éstas las condiciones las que determinan el contexto valorativo y el horizonte social en que se torna la conciencia de la vivencia del hambre. cualquier enunciado que analicemos. el enunciado se determina de la manera más inmediata por los participantes del acontecimiento del enunciado. Aqui desde luego nos limitamos a enumerar tan sólo los sentidos burdos y mar cados de la entonación interna. incluso una simple y Yaga conscientización de una sensación cualquiera. acercándose alateac' ción fisiológica de un animal. ora como súplica. se pondrá en seguida de mani- En efecto. Si no nos atenemos al acto fisiológico de la realización de la palabra.por la situación social ntás inrnediata y por la situación social más englobadora. Puede presentarse un matiz de llamamiento o de propaganda en la vivencia del hambre: la vivencia se estructuratá centtada en una posible consigna. Sin mencionar ya el hecho de que el hablante toma prestad a la palabra en cuanto signo del acervo social de los signos existentes. dos límites enme los cuales la vivencia puede tomar forma y ser objeto de una toma de concienci4 tendiendo a uno u otro límite. cuando se encuentra todavía <<en el alma>>. etc. del hambre. sin que se exprese hacia el exterior. la vivencia . hacia la sociedad. tanto por los presentes como por los distantes.

otganizado y diferenciado es el colectivo al que un individuo se orienta. 2 Acerca de la posibilidad de la separación de un contexto social del grupo de Italieniscbe Kriegsgefangmenbriefe y Die IJmschreibungen dcs Begiffes Hunger.l a Se puede encontrar un material interesante sobre el problema de la expresión del hambie en los libros del conocido lingüista de la escuela vossleriana Leo Spitzer: ciones de una situación excepcional.finca capitalista. pero sin vergüenza ni rebajamiento: <<Todos aguantan. las vivencias sexuales humanas. sino desde el exterior: se trata de una interpretación deú hacía formas ideológicas determinadas cuya envergaduía puede ser bastante amplia: resignación. con la garantía de su derecho y del apoyo y las garuntías objetivas de su actividad económica individual mediante un régimen político. ver nuestro libto Freudismq GlZ. pp. Tanto las vivencias aisladas como grupos enteros de ellas pueden acercarse a este límite perdiendo su claridad y articulación ideológica y atestiguando el desarraigo social de la conciencia 2. 135-1. toda una clase social en el momento de madurar hasta la conciencia de ser <<clase para sí»). El ptobl9ma central es. aquí no existe el terreno para entonaciones resignadas y dóciles. El individualismo es una peculiar forma ideológica de la <<vivencia nosotros)> de la clase burguesa (existe también un iipo análogo de la vivencia de sí mismo de la clase feudal aristócrática). En estas condiciones prevalecerá una conciencia del hambre propia resignada. el sistema de Tolstoi). El tipo individualista dela vivencia se determina por una orientación social consolidada y segura. sino que está diferenciada.'Se trata de un terreno asimismo más favorable para "na mayor claridad y articulación ideológica de la vivencia a' Todos los tipos de vivencia que examinamos. tN. Supongamos que una persona que esté pasando hambre toma conciencia de ella dentro de una multitud de gentes que sufren hambre por razones casuales (un infortunado.124 El marxismo y la filosofía del lenguaje Interacción discursiva 125 va perdiendo todas las potencialidades. El hambre es vivida de una manerr. están preñados asimismo de imágenes correspondientes y de respectivas formas de enunciados posibles. Es más. tanto más brillante y complejo es su mundo interior. vergüenza. peones de una gtar. Una colectividad semejante no dispone de un cuerpo material unificado para una acción conjunta. La estructura de una conciencia individual es una estructura tan social como el tipo colectivista de vivencia: se rata de una determinada interpretación ideoló- .¡> En un terreno semejante se desarrollan y de la pérdida de su articulación verbal relációnada con esta posibilidad. Sin embargo. F. . de la ausencia de una economía unificada cada quien la soporta en el pequeño y cerrado mundillo de su economía privaáa. etc. el valor de sí mismo no se extrae de las profundidades de la personalídad. Pueden existir diversos grados dela uiuencia-nosotros y diferentes tipos de su articulación ideológica. obreros de una fábrica. lá á!iliáad y la adaptabilidad de la palabra y de la imagen a las c-ondi- el autor no ohece un entoque . agoántate Ú también. En todas partes. ideológica del reconocimiento social del yo. En este caso. el crecimiento de la conciencia es directamente proporcional a la fhmeza y la solidez de una orientación social.muy distinta por un miembro de la colectividad objetivamente unida por circunstancias materiales (un regimíento de soldados. finalmente. La vivencia individualista aparece completamente diferenciada y articulada. Cuanto más unido. 1927. No se trata de una <<vívencia yo)> en el sentido propio de la palabra que hemos definido antes. Supongamos que la persona que sufre el hambre pertelezca a una colectividad en la cual el hambre no es casual y tiene caráctet colectivo. Las formas ideológicas correspondientes hacia las cuales va a desarrollarse esta vivencia son la protesta individualista de un marginado o la resignación mística llena de arrepentimiento. pero dentro de una desvinculación material.n el original se sobreentiende la posición tolstoiana: <da no resistencia al mal mediante la violencia».16. un mendigo. El hambre se vive por toda la comunidad. con sus entonaciones principales. La aiuencia-nosotros no es en absoluto una experiencia oscura o gregaúa. La uiuencia de sí ruismo es de un caráctet especial. pero que la misma colectividad de las personas hambrientas no esté vinculada por una relación material sólida y sufre su hambre por separado. auténticamente sociológico. la situación social determina qué imagen. envidia y otros tonos axiológicos mafizarán la vivencia. En la mayoría de los casos el campesino se ericuenüa en una situación semejante. La seguridad individualista de sí propio. todos los brotes de una orientación social. la diferenciación ideológica. y'por tanto se despoja de su formulación verbal. qué metáfora y qué forma de enunciado pueden desarrollarse a pafiir de una orientación entonacional de una vivencia dada.). d¿ kT. en la vivencia predominarán los tonos de una protesta áctiva y segura. La vivencia de este individuo desclasado adquirirá un matíz específico y ten- los sistemas filosóficos y religiosos de la no resistencía I y del fatalismo (el primer cristianismo.

pero en cambio es una parte de la existencia. esta fuerza de la conciencia se materializa en determinadas organizacioaes sociales.Mientras la conciencia permanece en la cabeza del individuo consciente. ante todo. El tipo solitario de la vivencia de sí mismo (<<saber y tener fueruas para quedarse solo con su tazór»>). arte. se articula en expresiones ideológicas estables (ciencia. es una estructura análoga. etc). por la existencia de interlocutores con- hecho objetivo y una enorrne fuerza social. pues. dela palabna intema. del sonido.) es un la vivencia (es decír. del arte. una de sus fuerzas y por lo. del detecho. pero. Cuando la vivencia s. del signo. . Pero al pasar por todas las fases de Ia objetivación social y al ingresar en el campo de fuerzas de la ciencia.126 El marxismo y la filosofía del lenguaje Interacción discursiva 127 gica de una situación socioecondmica compleja y estable. en este tipo peculiar de la <<vivencia-nosotros»> individualista. Por tanto. y su radio de acción es aún muy reducido. Por supuesto. rnundo que confiere un sentido a todo nuestro acto ético o acción. Sin contar con una objetiuación. mismo posee una efrcacia. No existe el pensamiento sin una tendencia hacia una posible expresión y. Es verdad que la conciencia no se encuenff¿ por encima de la existencia ni lo puede detérminar constitutivamente. su órientaeión social más inmediata cretos. de la moral.e actualiza en un enunciado acabado. existe una contradicción interna que tarde o temprano ha de romper su estructura ideolégica. Desde un principio. abordada. confrontan dos concepciones de público. como un embrión inmadiscursivo de la expresión. creada por medio de una abstracción de los hechos concretos de la expresión social. que lo caractetiza. pero inclusive en Ia formavaga y primitiva de un pensamiento y una vivencia pasajeru. Al tom_qr en cuenta la índole sociológica de . y a todo nuestro estado <<consciento>. la vivencia viene a ser una expresión suspéndida (no tocaremos aquí la cuestión sumamente compleja de las causas y las condiciones de la suspensión). tendiendo hacia ella. En este último caso. Para diferenciarlo de los sistemas ideológicos ya formados -árte. juega un papel en la arena de la existencia. Esta exptesión de la vivencia puede llevarse a cabo. la vivencia está orientada hacia una expresíón externa totalmente actualizada. por consiguiente. La ideología cotidiana es un mundo caótico del discurso interior y exterior desordenado y no asentado. Pero la conciencia en cuanto expresión material organizada (mediante el material ideológico de la palabra. Sin embargo. aparece por completo como producto de interrelaciones sociales. del dibujo. moral.Así su interior. sino también su vivencia interna resulta ser un territorio social. una expresión rcalizada causa una poderosa influencia retroactiva sobre la vivencia: empieza a estructurar la vida interior confiriéndole una expresión más definida y estable. fuera de una orientación social áe esta expresión. Se trata de una especie característica de la «vivencia-nosotos>> propia de los intelectuales de la Europa Occidental contemporánear. una persona hablante. Este «para sí mismo»> tolstoiano significa en realidad una concepción social distinta del receptor. etc. la expresión interna) tiene una enorme importancia que siempre ha de tomarse en cuenta. con una expresión nediante un material dcteminado (el material del gesto. La influencia inversa de una expresión articulada y estable sobre Nuestra exposición echa una nueva luz sobre el problema de la conciencia y la ideología que hemos analizado. tal como la cultiva Ror¡ain Rolland y en parte Tolstoi. por decirlo ast desde . cunttto nuestro mundo interior busca adapurse a ks posibilidades dc nuestra expresión y x sus posibles vías y direcciones.Las palabras de Tolstoi acerca de que existe un pensamiento pala sí mismo y otro pensarniento para el público tan sólo. la conciencia es una ficción Se trata de una construcción ídeológica mal concebida. se tata todavía de un fragmento demasiado pequeño de la existencia. se convierte en una fuetza teal y es capaz incluso de'rcalizat una influencia inversa sobre las bases económicas de la vida social. igual que en el régimen social correspondiente. de la música. Se podría áecir que no tanto la expresión se acomoda a nuestro mundo interior. llamaremos ideología cotidiana a tcdo el conjunto de experiencias vivenciales y de las expresiones relacionadas'directamente con éstas. la conciencia había sido ya un pequeño acontecimiento social y no un acto individual interno. A su vez. se complica por la presencia de una situación social comunicativa y. proyectada hacia una psique individual. del grito). No sólo la expresión externa. también puede ser detenida o inhibida. La atrogancia de esta soledad también se apoya en un <mosomos». todo el camino que dista entre una vivencia interior (do expresable»>) y su objetivación externa (<do enunciado») se ttaza a ravés de un territorio social. derecho-. deklolor.

vas fuerzas sociales que surgen primeraménte encuentran una expre- . Fuera de este vínculo deja de existir. puesto que carece de un auditorio socialmente fundamentado y sólido: ¿de dónde pueden surgir las bases para su diferenciación y acabamiento7 Un ahanzamiento (por escrito o incluso impreso) es aún menos posible patauna semejante vivencia aleatoria. Pero también está percepción. Estos esffatos se determinan por la escala social que mide la vivencia y la expresión. más o menos extenso. se alimentan de sus jugos y fuera de ella están muertos. Las nue. resultan rnás consistentes. del arte. Todos ellos representan los abortos. Una semejante vivencia fortuita permanece aislada en la vida psíquica de una persona determinada. distintiva tan sólo de una agrupación accidental precaria de varias personas. que solr contiguos a sistemas ideológicos. por las fuerzas sociales hacia las cuales estas últimas deben orientarse permanentemente. en un grupo social determinado). responsables y de índole creativa. El mundillo de una vivencia puede ser muy estfecho y oscuro. podemos decir que la ideología cotidiana tal como la comprendemos. pero se sitúan ya én los límites entre lo normal y lo patológico. se lleva a cabo en el lenguaje de la ideología cotidiana. en términos generales corresponde a aquello que las fuentes marxístas designan como <<psicología social». El horizonte en medio del cual se realiza una vivencia o una expresión determinada puede ser. debe impregnarse de ella. será capaz tanrbíén de mantenerse viva durante esta época (por supuesto. . una obra literaria terminada o una idea científica fuera de una percepción üva que los valore. son capaces de transrnitir los cambios de las bases socioeconómicas en forma más dinámica y definida. sólo con base en una gran cantidad de productos de esta clase se ponen de manifiesto lal líneas generales de una ley socioeconómica. de las orientaciones sociales. Pero al mismo tiempo estos productos ideológicos estructurados conservan permanentemente un vínculo orgánico y vivo con la ideología cotidiana. Es sumamente dificil localizair en tales retazos ideológicos una regla sociológica. así como los pensamientos y las palabras fortuitas y ociosas. Solamente en la medida en que una obra sea capaz de establecer una relación orgánica e indisoluble con la ideología cotidiana de una época determinada. Es en las ideologías cotidianas de este tipo donde se acumulan las energías creati'üas con la ayuda de las cuales se llevan a cabo las reestructuraciones parciales o radicales de sistemas ideológicos. como lo están.cativa. Una obra se vincula con la totalidad del contenido de la conciencia receptora y sólo puede percibirse en el contexto de esta conciencia contemporánea.128 El marxismo y la filosofía del lenguaje Interacción discursiva D9 la estructura de expresión y vivencia. el cual es completamente ideológico y no se determina por factores orgánicos e individuales (biológicos. Desde luego. sino por factores sociológicos. que pasan esporádicamente por nuestra psique. poco desarrolladas. como ya 1o sabemos. incapacitados para vivir. En cualquier época de su existencia histórica la obra debe establecer'nexos estechos con la ideología cotidiana carnbiante. puesto que nos importa exclusivamente el contenido del psiquismo y de la conciencia. En el esrato inferior de la ideología citidiana sólols posible captar una regularidad estadística. En esto consiste la vida de una obra ideológica. Los sístemas ideológicos articulados de la moral social. saturarse de sus jugos siempre nuevos. Tales vivencias constituyen el estrato inferior. La ideologra cotidiana ubica la obra en una situación social determinada. El factor orgánico e individual carece absolutamente de importan cia paru la comprensión de las principales tendencias creativas y plenas de vitalidad del contenido de la conciencia. Es desde luego imposihle descubrir los presupuestos socioeconómicos de una vivencia o una expresión aislada. Una vivencia originada por una situación casual y momen!ánea no tiene ninguna oportunidad paru obtener una {werza y una eficacia posteriores. por ejemplo. puesto que deja de experimentarse como ideológicamente signifi. Son mucho más móviles y tensos en comparación con una ideología estructurada. Hemos de distinguir varios esmatos dentro de la ideología cotidiana. Carecen de toda lógica y unidad.No es capaz de consolidarse y encontrar una expresión diferenciada y acabada. las novelas sin héroe y exposiciones sin auditorio. incluso estas vivencias caprichosas son de índole ideológica y sociológica. paru la cual propiamente exíste cualquier tipo de obra ideológica. a este esüato pertenecen todas las vivencias difusas. de la ciencia. Por tanto. En este contexto preferimos eütar la palabra <<psicología»>. inestable y sumamente cambiante de la ideología cotidiana. fisiológicos). dando en condiciones normales el tono a la ideología cotidiana. La obra se interpreta en el espíritu del contenido de la congiencia receptora. de la religión se cristalizan a partfu de la ideología cotidiana y a su vez la influyen retroactivamente. Los esratos superiores de la ideología cotidiana. se ilumina por ésta de un modo nuevo. la orientación social de la vivencia puede ser eventual e instantánea.

od"a oi indiriduo.r. entonaciones y gestos del discurso inteiior que ya pasaron por la experiencia de la expresión externa en . modesto.las organizaciones ideológicas (la prensa. una *á. La estructuración estilística del enunciado es una articulación social.io que de una línea firme y permanente en la orientación social "*pr. Si esto fuera asi entonces la suma de estos actos individuales ni tampoco algunos aspectos abstractos propios de todos estos actos individuales (<formas normativamente idénticas>>). La estructura del enunciado y la de la misma vívencia expresada es una estructura social. Es verdad. su papel en los estratos superiores es áxffemuár-"rt. la literatura. al cual en efecto se reduce la realidad del lenguaje. Tampoco tiene razón el subjetivismo idealista en tomar como punto de partida. en tal .'iá ¿ir-it ry e cada vez más. El subjetivismo individualista tienetodala razón al sostener que no deben desligarse la forma lingüística y su conrenido ideológico. El centro organizador de Así pues. Pero incluso el enunciado más primitivo á. la teoríade la expresión.u-lu socid mes o menos exrensa.rfogr" cátidiána. Sólo un grito animal inarticulado upir".. su importan. fundamento del subjetivismo id. á.que algunos vosslerianos cmpiezan a acercarse al problema del diálogo y. Este grito no agfega ning. . oficial orlanizada. E..rlrdos del discurso interior (ideologla cotidiana). Ante todo.r' iidividuo aislado. en los eslatos infe- riores de una vivencia y una expresión (enunciado) las explicaciones bio-biográficas pueden aportar algo.o d.urrgriíu se inciuyen las palabras. el enunciado monológico por excelencia. determinada por la situación social de la conversación. asimilan y loi hábitos y los enfoques ideoló.o. suele llamarse <<individualidad creativa> representa la de éste.. por consiguiente. pero a medida que el enunciado echa'raíces en un sistema ideológico.olOgi."to de ury paulatina penetación en. así como el mismo flujo discursivo de las enunciaciones. i*" pot una prueba mediante la expresión' De este modo. en el q.iul-. en las condiciones extraorgánicas del medio social.riú. igual como lo hace el objetivismo abstracto. en medio á. y todo_ uso del lenguaje está relacionado con ál cambio ideológico.n matiz ideológico a la reacción fisiológica. orguíirudo. por su índole indivídual.r. aquí se incluyen los estratos superiores y d. ho*brc. por la negacíón o el apoyo de un auditorio social. En los estratos inferiores de la ideología cotidiana. Desde luego. antes de que logren conquistar la arcna de una il. se organiza fuera una comprensión más idónea de la interaciión áiscursivr.áogr. "-. la lrrcñ" y en el p-. . a un análisis sociológico.rr" las formas acumuladas gicos. d. urti. tanto de la más inmediata. por más revolucionarias que fuesen.Ao .biográfico juega un papel importante. unos análisis de la lengua hablada iialíana en una estiecha relación eon las condiciones del habla y ante todo con la posición del interlo- . Una enunciación singular Qtarole).r. en efecto. por consiguiente.. podrían generar producto social alguno. dista de ser un hecho individual que no esté sujeto.de la i¿. son elementos solventes socialmente. desde el interior del aparato fisiológi. .í"oi¡o¿o. . como de la más amplia. por supuesto. Toda palabra es ideológica. . cada entonación de la cual pa§aron por la fase de la expresión. caáa ima' gen.rr" . Italieniscbe I)msgangssprache. definida por todo el conjunto de condiciones de una colectividad hablante daáa.e cada expresión io se encuentra adentro. rcalízadi por un organismo singular. Cada gora en él es social.rtu relación es sumamente característico el libro de Leo Spiuer que ya hemos mencionado.110 El matismo y la filosofía del lenguaje Interacción discu¡siva 1Jl sión ideológi ca y una articulacíón en estos estratos superiores. techazada'por noso6os. . El método sociológico objetivo es para ellos el más adecuado. están suietas para la influencia de"los sistemas ideológicos ya formados. sino afuera: en el *ri¡o . a la doctrina del objetivismo abstracto. pulidos por las reacciones y réplicas.b. Si..rrruyár. El enunciado en cuanto tal es plenamente el producto de una interacción social. así como lo es toda Ia dinámica de su generación.. a el factor bio. Pero el subjetivismo idealista ruo tiene razón al deducir también1ste contenido ideológico de la palabra a patit de las condiciones de un psiquismo individual. cotidiaáa.*¡ol q* . la ciencia). estas nuevas corrientes de i" l¿. es también un flujo social. Pero el subjetivismo individualista no tiene razón en menospreciar y en dejar de comprender la naturaleza socíal del enunciad o. El subjetivismo individu alista tiene razón en que las enunciaciones singulares representan la única realidad concreta de la lengua y en que la relevancia creativa de la lengua depende de ellas.rio" persona. . contrariamente.'tratando de derivar la enunciación del mundo ínterior del hablante como su expresión.

). La Ahora podemos contestar las preguntas que planteamos al princi realid. la función principal del lenguaje no es la expresión. sino la comaruicación' Esto le permite tomar en cuenta al receptor. política). la relación con la situación más amplia. dio del lenguaje debe ser el siguiente: 1) formas y tipos de inreracción discursiva en relación con sus condiciones concretas.Il-Sprecltet und Hóre. un orden metodológicamente fundado del estu- 6 CÍ.a (R¡cks¡cht aaf der Paíínel. de una ceremonia. Además. Así pues. Las formas de esta vinculación son diferentes. . Es signifícativa la misma estructura del libro. en un proceso generativo permanente y eterno. una semejante actuación discursiva está orientada hacia las actuaciones anteriores en la misma esfera. lll.ad coflcretd del lenguaje efi cuanto discurso no es el sistema abstracto de forruas lingtiísticas. Sin embargo.oi R d. ! no en un sistema lingüístico abstracto de formas.). Sprecber und Situation. etc.nt precursor de S§itzer en la iivestigación_de la lengua_hablada en. etc. a su vez. Las investigaciorr. los distintos momentos de Ia situación adquieren una significa- La interacción discursiva es. cognoscitiva. según Dieffich.i d. busca apoyo. Der Abscbluss des GresprAZtr. etc. L Erffiomgsformen da Gesprtichs. lY . pero además. una actuación discursiua imp. Un libro. Die Problerne det Spracbpsycboloeie{1914). común a tóilás ellas. Parte de una crítica de la teoría de la enunciación en cuanto expresión. con una elaboración y con la réplica interna.resq -es también un elemento de la comunicación discursiva. no solamente como la comunicación verbal directa y oral de las personas presentes. relacionada indisolublemente entretejida con comunicaciones de otro tipo. 2) formas . Paru é1.n. la realidad principal del lenguaje. Ia presencia de dos sujetos (el hablante y el oyente). La comunicación discursioa jamás puedc ser comprerudida y explicada fuera dcl uínculo con una situación concreta.tan sólo un momento de un continuo y multilateral proceso generatiuo de un colectivo social determinado. por supuesto. nes del habla rcal fue Heimann Vuxderlich. literaria. algo está afirmando. Pero el diálogo puede ser comprendido extensivamente. ni el acto psicofisic-o de su reahzació4 sino el acontecirniento social de interacción discursiaq lleuada a cabo mediante la enuruciación y plasmada en enunciados. el método de Leo Spitzer es psicológico-desciptiuo.. así como hacia una reacción impresa organizada en las más diversas formas creadas a propósito en una esfera dada de la comunicación discursiva (reseñas. este intercambio discursivo es. El lenguaje uiue y se genera bistóicamente en la comunicación discursiaa concreta. actos simbólicos de un ritual. Ireo Spitzer no hace conclusiones sociológicas de principio a partir de su análisis. Sparsamkeit und Verscbuendang-t1n-Aas/ycp. es decit. En esta relación concreta con la situación. Sin embargo. del tipo que sea. C' Ineinan' dergeiÍen . ción diferente (asi son diferentes los vínculos con los diversos momentos de las sítuaciones en la comunicación artística o científica). Dietrich cornparte los presupuestos psicológicos generales con el subjetiüsmo individualista. anticipa las posibles respuestas y refutaciones.i) cutor . es tan sólo un momento en la cornunicación disiursiua continua (cotidiana. y parte de un determinado estado de un problema científico o de un estilo artístico.con^d-icio(Jnsere Umgangssprache(1894). exposiciones críticas que determinan la influencia sobre los rabajos posteriores. La condición mínima de un fenómeno lingüístico es. No se puede affancar la palabra de esta comunicación unitaria. *nd Gegenrcde. pio del primer capítulo de esta pafie. De ahí surge un problema importante: el estudio del vínculo entre una interacción concreta y una situación exüaverbal más próxima ¡ a través de ésta. sino como toda comunicación discursiva. Pero además. una actuación díscursiva participa en una discusión ideológica a gran escala: responde a algo. un terreno de la comunicación productiva.L32 El marxismo y la filosofía del lenguaje Interacción discursiva 1. Fue Otto Dietrich quien planteó el problema de Ia interacción discursiva con una gran claridad 6.. la realidad principal sigue siendo un enunciado monológico. He Hófilicbkeit aquí sus tít"rrlo. de la interacción discursiva. habiendo-surgido er1. algo techaza. siendo a menudo tan sólo su complemento y cumpliendo con una función auxiliar. Así que para los vosslerianos. El diálogo en el sentido estricto de la palabra es. Todo enunciadq por más terminado e importante que fuese en sí mismo. que contiene cuatro capítulos. y en relación con una u otra forma. ni tampoco una enunciación monológica y aislada. Úietrich carecen asimismo de una base sociológica definida. esta comunicación discursiva está orientada hacia una percepción activa. C[ su libro: \ Por consiguiente.I-a comunicación verbal está tan sólo una de las formas. Como tal se discute en un diálogo directo y vivo. entonces. ni tampoco en la psique indiuidual de los hablantes. aunque la más importante. del mismo autor o de offos. la comunicación discursiva siempre está acompañada por actos sociales de carácter extralingüístico (actos de mabajo.

*trurerbal. Las reuniones campestres. .nunciádo-ac¡oalizado externo representa una isla que asoma desde un océano sin orillas que es el discurso interior. Cualquier situación cotidiana estable posee una determinada organización del auditorio y. no conoce principio ni fin. las pláticas entre obreros durante la hora de la comida. cántinuo. Pero justamente pafa estudiar las formas de esta unidad real. Aquí se elaboran las formas específicas de la palabra-alusión. etc.. en e"lla se gefier¿t la corruunicación y la interacción discursiua y. de ffatados científicos.. reunidas casualmente en alguna fila de espera.r.er r.. según ya hemos dicho. Los procesos laborales y los de la comunicación oficial poseen sus propias formas de estructuración de los enunciados. En cuanto a las formas de la comunicación ideológica en el sentido exacto de la palabta: formas de presentaciones pol-Ítiias. y éstas pasan por la línea de contacto del enunciado determinado . estas formas han sido sometidas a investigaciones especializadas en la retórica y poética.lnt.La conclusión genéríca en estos casos responde a las particularidades casuales e irrepetibles de las situaciones vitales. Sólo se puede hablar de tipos determinados de conclusión genérica en el discurso cotidiano en que se presenten formas mínimamente estables. El mismo orden vale para vna generación concreta del lenguaje: primero se generut la comanicación social (htndarla sobre las infraestruct .irdo.t t.. d.r. fórmulas. Roza este medio. . Las personas heterogéneas. en las que todos pertenecen al mismo círculo y en las que la diferenciación principal de la concurrencia (del auditorio) es segín el sexo. los géneros de las actuaciones discursivas. etc.. Todas ellas (sobre todo tales como la orden o la súplica) requieren un complemento extraverbal. finalidad y composición social. siendo el género un reflejo ideológico de ésta en su tipo. de leyes. determinados por la interacció-n discursiva. está delimitado y determinado géneros cotidianos se determina por él en todos sus aspectos internos.B4 El marxismo y la filosofia del lenguaje Interacción discursiva l11. formas de enunciados poéticos.dé . en la üda y en la creación ideológica. de enunciados concretos.rrr. i) a purtir de ah! una reüsión de las formas del lenguaje tomadas en su versión lingüística habitual.on el medio extraverbal y con el verbal. etc. fijadas por las costumbres y las circunstancias. una conversación de salón o de taller. declaraciones. empiezan. u q. Mientras tanto.. se actualice medianie una expresión externa determinada. lo mismo que por la fricción de la palabra sobre la palabra ajena (la de otras personas).o-pl. estructura. terminan y estructuran las réplicas de un modo totalmente distinto. de la palabta callada. entre hermano y hermana. La situación iio. el inicio y el fin de un enunciado real he áquí el problema de la totalidad. presentan sus propios tipos de comunieación. As! la forma de una orden se define por los obstáculos que puede encontrar. Ast un tipo muy especial de conclusión genérica apatece en las ligeras chadas de salón. así como un principio igual. tales ínvestigaciones aparecen totalmente . un acto étiio o una respuesta de otros participantes d-9*la enunciación. ir. las unidades reales de la corriente lingüístico-discursiva son los . una orden.iórr. A un género cotidiano le coresponde siempre un cauce dentro de la comunicación social. en éste la expresión mencionada se complementa con -una . finalrnerute. El proceso discursivo entendido amp1iam. La primera y la última palabra. EI género cotidiano es parte del medio social de una fiesta. esta geruerición se refbia en el canbio de las forrrtas de ln b?Slo T'o¿o É dicho revela una extraordinaria importancia del problema de las formas del enunciado en cuanto totalidad.Un . ella ro pr... un repertorio correspondiente de pequeños géneros cotidianos. una exclamación. la isla se detenninan por la situación daáa deldiscurso intey el auditorio obligan el pof su auditorio. una súplica: éstas son las totalidades típicas de los enunciados cotidianos. esto es. Oro tipo de conclusión se establece en las pláticas entre marido y mujer. el enunciado se realiza solamente en el flujo de la comunicación discursiva. que no obligan a nada. dimensiones y -forenunciado y -r. de actos políticos.purráu del flujo histórico de los enunciados' CoÁo totafiáad. El mismo tipo de conclusión de estos pequeños por la fticción de Ia palabra sobre un medio extraverbal. etc. Ya hemos señalado que la língüística contemporánea carece de un enfoque del enunciadt en sí. las fiestas citadinas.r.tu. Su análisis no va más allá de los elementos."r).. en alguna institución. Una preguntu . de algunas actuaciones discursivas en estrecha relación con la interacción cuyos elementos son estos enunciados. como proceso de la vida discursiva externa e interna. de reminiscencias de relatos pequeños y de antemano poco serios. un rato de ocio. etc. realidad. constituido por offos enunciados. por consiguiente. pero. la que inmediatamente se incluye en un contexto cotidiano extraverbal. Latotalídad se determina por sus fronteras. por el grado de obediencia. etc.

5) La estructura del eruunciado es paramente sociológica. Al demostrar la estructura sociológica del enunciado. como toda generación histórica. por otra. formulemos nuestro punto de vista acerca de la cuestión en unos pocos postulados: i Sobre la separación de una ob¡a poética de las condiciones de la comunicación artística y sobre su consiguiente cosificación. Shor deben ser rechazadas por igual. tanto la tesis como la antítesis construidas por R. Desde el punto de üsta teórico. El lenguaje es un proceso continao de generació4 lleuado a cabo en la interacción discursiaa social de los bablantes. 6 11926). . p. La lingüista moscovita R. tampoco pueden ser desainculadas de la actiuidad de los in- 1) 2) tomar como fundamento el enunciado en cuanto fenómeno real del lenguaje (discurso) y en cuanto estructura socioideológica. volvamos a las dos corrientes del pensamiento filosófico y lingüístico y hagamos un resumen conclusivo. Es impermisible identificar la lingüística contemporánea tan sólo con una de sus corrientes. Esta conclusión sorprende por su unilateralidad y mala fe. 4) La creación dcl lenguaje no coincide con la artística o con algin otro tipo de ueación específicamente ídeológica. También Ia escuela de Vossler pertenece a la lingüística teórica contemporánea. al convertirse en una necesidad consciente y deseada. dijo la lingüística romántica del siglo xx. la generación tingriística lejos de ser leyes psicológicas e indiuiduales. comienza con las siguíentes palabras su breve ensayo sobre la situación en la lingüística contemporánea: La lengua no es cosa (ergon) sinola actividad natural propia del hombre (energeia\. sino el acervo histórico y cultural de la humanida d. que se adhiere a la segunda corriente del pensamiento filosóficoJingüístico (el objetivismo abstracto). Las leyes de la generación lingüística son sociológicas. es sólo posible en base al reconocimiento del enunciado como un fenómeno puramente sociológico. por ser igualmente inadecuadas a la naturaleza rcal del lenguaje. En conclusión.136 El marxismo y la filosofía del lenguaje Interacción discursiva D7 separadas del problema del lenguaje por una parte y. GlZ7. 3) diuiduos hablantes. EI enunciado como tal surge ente los hablantes. Pero al mismo tiernpo la creación del lenguaje no paede ser comprendida en una separación de los sen- tidos y ualores ideológicos que contiene. Esta abstracción no se adecua a la realidad concreta del lenguaje. Un acto discursivo indiüdual (en el sentido exacto dela palabra «individuaL>) es una contradictio iru adjecto. La generación del lenguaje. pero puede llegar a ser una <<necesidad libre>>. La lingüística teórica contemporánea dice otra cosa: «La lengua no es una actividad individual (energeia). de los problemas de la comunicación social 7. Desde el punto de vista de los hechos. 71. Las l"ln d. Shor. Un análisis productivo de las formas de totalidad en los enunciados en cuanto unidades reales del flujo discursivo. y representa en Alemania uno de los movimientos más pod"roror de ia lingriística actual. veáse nuesÚo trabajo: «Palabra en la vida y palabra en la poesía» lZaezda. puede percibirse como una ciega necesidad mecánica. (eryor) 8. 8 En el artículo citado de R Shor «Crisis de la lingüística contemporánearr. Una filosofia del lenguaje marxista debe precisamente La lengua como sistema estable de fornas norrnatiaamente idénticas es tan sólo una abstracción cientdicq productiva únicamente para ciertos fines teóricos y prácticos. es absolutamente incorrecto.

En el proceso de su solución se pone de manifiesto con una claridad peculiar el monologismo unilateral de la lingüística.cción d¿ una conciencia en proceso dc generación a la generacién del ser. convencional. A diterencia del tema. La sigpor supuesto. No hay tema sin significación. La teoría de la comprensión pasiva no deja posibilidad de aproximarse a los problemas generales más importantes de la significación lingüística. un sentido único pertenecen a todo enunciado en cuanto totalidad. Sin embargo.. Al perder de vista estos aspectos de la situación. sonidos. en realidad. por eso no hay que confundir nuestro concepto con el tema de una obra litetaria. es imposible trazat vna frontera mecánica y absoluta enre tema y significación. se desintegra en una serie de significados de los elemefitos lingüísticos que lo conforman. posee un tem¿.La significación es el aparato técníco de la realización del tenta. Así es el tema de un enunciado. Sólo el efiaficiado. se constituye de los significados de las palabras. sino también por los aspectos extraverbales de la situación. en todos. La significación del enunciado. de la entonación interrogativa. gía.-Valoración ca de k significación. por supuesto. en caso contrario careceremos de fundamento paru hablat de un enunciado. no entenderemos el enunciado. 118 . como lo es el mismo enunciado.Capítulo Tema y significación en el 4 lenguaje L39 TEMA Y SIGNIFICACIÓN EN EL LENGUAJE Tema y significación. se trata de aspec- Dentro de los límites de nuestro trabajo nos vemos obligados a limitarnos a un examen sumamente breve y superficial de esta cuestión. creto. el enunciado posee ambién vn significado. El tema de un enunciado. según nuesra terminolo- tos abstractos: en forma convencionalmente aislada no tienen una existencia concreta y autónomá. resulÉ imposible. etc. El tema debe ser unitario. nificación del enunciado <<¿qué hora es?>> -idéntica. incluso. Por supuesto. Es más. como lo es el instante histérico al que el enunci¿do pert€nece. tomado en su vínculo indisoluble con una situación histórica concreta. de acuerdo con la situación histórica (histórica en dimensiones fnicroscópicas) concreta en la cual se pronuncia y cuya parte. en realidad. indivisible. Aquí el tema abarca también su cumplimiento.-Dialécti- De ahí que el tema de un enunciado se detetmine no solamente por las formas lingüísticas que participan en él formas -palabras. El tema es rea. El tema irrepetible del enuúes?»>. Desde luego. Una significación determinada y unificadora. Trataremos tan sólo de apuntar hacia las líneas principales de su elaboración productiva. El tema de un enunciado es. €n la enseñanza de una lengua exranjera) sin ciado «¿qué hora I Esta denominación es. pero al mismo tiempo representan una parte inseparable y necesaria del enunciado. El enunciado <<¿qué hora es?»> posee en todo momento dado una significación diferente y. Aparece como la expresión de una situación histórica concreta por la que fue originado el enunciado. en su pbnitad concreta como fenómeno bistórico.'más exactamente.*Problerua de l¿ percepción actiaa. Junto al tema o. un tema diferente. ni significación sin tema. mostrar el significado de una palabru aislada (por ejemplo. EI concepto de «unidad temática» se le aproxima más. por el contrario. de la misma maner¿ como sucede al perder las palabras más importantes de la secuencia. I significa¿o. seríamos malos dialécticos si nos limitáramos al carácter histórícamente irrepetible y único de cada enunciado con- El de la significación es uno de los problemas más dificiles en la ling1iística. es individual e irrepetible. Llamarcmos tema este sentido de un enunciado total 1. morfológicas y sintácticas. por consiguiente. representa.los casos históricos de su enunciación-. no puede dividirse en elementos. El tema es un sistema de signos complejo y dinánicq que tratd de adccudrse a un deterrninado momento de la generación. entonación-. enteñdernos por significado todos los aspectos repetiblcs e iünticos a sí mismos en todas las repeticiones del errunciado. formas de la relación sintáctica y morfológica entre ellos. dentro del tema. El tema de un enunciado es siempre concreto. en realidad.

tos aplicación temática de una palabra más utilízadas en Ia vida de un colectivo. los significados empiezan a anquilosarse. Marr. una misma palabru podía significar conceptos completamente opuesy abajo.la paleontología contemporála posibilidad de llegar en su indagacién hasta la época en que la tribu tenía a su disposición una sola palabrapala aplicarla en todas laq sig- -dice nea del lenguaje nos ofrece Basta decir que La manera más correcta para formular Ia relación mutua entre tema y significado es la siguiente. etc. sólo el tema quiere decir algo nificaciones de las que la humanidad etr-cap*zde tomar conciencia 2. etc. en otras palabras. Es más. casi carece de significadq porqile es tema en su totalid¿d. El tema es el lítnite §uperior y real dc la significación lirugüística. el académico N. y que consísti justamente en atribuir un valor máximo al momento principal. es absolutamente incorrecta. El tema. Ia. una posibilidad de significación en un tema concreto.. Por otra parte. El estudio de las lenguas de los pueblos primitivos y la paleontología de la significación contemporáneallegan a la conclusió¡ acerca del carácter compuesto del pensamiento primitivo. En este caso. la palabra polivalente de N' Ia. diluye en sí el significado. sino tan sólo señal 3. En cambio.Ia. el cual se concibe además como reálmente existente y estable. Marr. turar una auténtica dísciplina de la significación. no deja que se estabilice y solidifique siquiera un poco. La distinción enue el significado usualy el sigrtificado ocasional de la palabra. Hasta ahora. Por el contrario. el tema debe apoyarse en cierta estabilidad de la significación. 2 importancia no ha sido comprendida en absoluto. como hemos dicho. entre la dengtación y la connotación. el tema. sin construir un enunciado <<ejemplan». de la investigación léxica. el tema. de acuerdo con la definicién que hemos dado. El significado. en realidad. La rnultiplicidad de significaciones es la cualidad constitutiua de la palabra En relación con la palabra ambivalente de la que habló N. lente era palabrar? Ptecisamente. cóncepto al cual algunas pesonas matan de reducir el lenguaie. en tal caso. con el enunciado). Precisamente por esü razón no se debe Úazat w límite demasiado tajante entre tema y significación. en realidad.278. La tendencia principal. bles). Además. En este caso se ttalará de la investigación acerca de la significación de una palabra en el sistema de la lengua. el del significado. Pero conforme se desarrolla el lengua- Pero nos pueden preguntar: ¿acaso una semejante palabra poliva- concreto. que per- . podemos decir lo siguiente una palabra seruejante. que está en la base de todas las distinciones semejantes. o bien puede tender hacia el límite inferior. correcta de su relación mutua es sumamente importante pata estruc- La distinción entre el tema y el significado y la comprensión su je. si algún complejo fénico poseyera un solo significado inerte e ínvariable. el cambio de una señal representa su sustitución. en nada se parece a la señal.l4O El marxismo y la filosofía del lenguaje Tema y significación en el lenguaie l4l convertirla en elemento de un tema. El significado es el límite inferior de la significación lingüística. desvinculados entre sí desde nuestro punto de vista.agación del significado de uno u otro elemento puede. el significado pertenece a un elemento y a un consi -arriba prescindimos de la relación con el todo (es decir. era la palabra. nada quiere decir y tan sólo posee una potencialídad. es decir. entonces este complejo no sería palabra ni signo. bien y mal. el tema absorbe. seguir en dos direcciones: o en la dirección hacia el Iímite superior. pertenece solamente a un enunciado completo. Mart. fundamentalmente. Su significación es inseparable de una süuación concreta dc su realización. tierra y cielo. perderá su nexo con los enunciados ahteriores y posteriores. y unr. conforme se amplía la disponibilidad de complejos fónicos. Desde luego.por otta señal. esto es. Porque una señal que signifique todo es menos que nada capaz de asumir la función de señal. en realidad. cuantas veces cambia la situación. de lo contario.palabra aislada le pertenece tan sólo en la ^ medida en que puede figurar en calidad de un enunciado completo' Asi por ejemplo. 3 Todo esto die-restra que iácluso aqüella palabra primigenia de la que habla N. perderemos por completo el significado. ente el significado principal y el secundario. al significado usual. Marr siempre aparece en calidad de un todo (y por eso carece de significaciones estajunto de elementos en su relación con un todo. perderá su sentido por completo. La señal tiene una capacidad muy débil para acomo' darse a las condicionés cambiantes de una situación y.p. El significado cambia tántas veces. Ia. son radicalmente insatisfactorias. La índ. de acuerdo con las líneas de <<Por las etapas de lateoúayaÍética». EI hombre primitivo solía utilizar alguna palabta para significar los fenómenos más heterogéneos. se ffatatá de una investigación sobre una significacién contextual de una palabra dada en condiciones de una enur'rciación concreta..

pero ya en otro tono y sentido muy diverso. alzanáo los brazos. Los que menosprecian el tema. irrumpe violentamente en el diálogo y le suelta el mismo sustantivo. nerativo. precisamente poniendo en duda la justicia de la negación del primero. Es la centell a eléctrica que aparece sola- insulto.nuirciado y el enunciado completo se transport¿n por nosotros a un . Otro le replica con ese mismo sustantivo. en rearidad pretenden encender una bombilla eléctrica después de desconectar la corriente. es decir. Dostoyevski cuenta en el Diario de un escritox Pero un domingo. mediante circunstancias a menudo efímeras. grita: «¡Eurekal -pensáis-. )¡ cómo se relaciona con el aspecto referencial de la significación? apropiaáo en r]n conte*to . La significación es el' efecto da interacción comprender un enunciado ajeno significa . Por encima de cada palabra de un enunciado que vamós entendiendo formamos una especie de estratos formados con nuestras propias palabras de respuesta. sino también una oaloracién. tanto más profunda y sustancial es la comprensión. se realiza ráh*ente en el proceso activo de. ¿Encontré?»> Pues no hay Ul eureka ni tal mcontré. no puede reducirse a un significado ocasional o connotativo de las palabras. ártérruno. Vuelve entonces a terciar el segundo interlocutor.oo.. que por añadidura no tiene nada de complejo (se tr¿ta de una palabra obscena muy común He aqut por ejemplo. activo. respuesta excluida d. Por eso no cabe hablar de que una significación esté asignada a una palabra en cuahto tal. me ocurrió andar algunos pasos al lado de una pandilla de seis artesanos borrachos.rpJndiente.\ nuncia de un modo enérgico y tqante para expresár su negativa rotunda respecto de algo de que acaban de hablar. Toda comprensién verdadera es activa y representa un germen de la respuesta. se dicen o se escriben en relación con un determinado acento oaloratiao. Así pues. y de pronto saltas y te pones á insultar a Filkal¡> Y he aquí que todo eso lo viene a decir con ese mismo vocablo pro."tun de acercarse a su límite inferior. ¿Qué es este acento. y de pronto me convencí de que se pueden expresar todos los pensamientos. con el ofensor.ort"*to áiatinto. idéntico a sí mismo. hombre. é1. en proceso de respuesta. eitable.rrrrto Lá. La comprensión se contrapone al enunciado igual como una réplica se contrapone a ora en un diálogo. un cuarto interlocuto¡ el más joven de la partida.t n. sino que repite exactamente ese mismo sustanti- . Sólo la corriente de la comunicación discursiva áa ala palabralaluz de su significación. accesible tan sólo a una comprensión activa preñada de respuesta. ¿a qué te metes en nuestra conversación? ¡Estamos hablando tranquilamente. un prócesó generativo sólo puede ser abarcado desde otro próceso ge_ Ahora pasaremos a uno de los problemas más importantes de Ia semántica. Un tercero indígnase de pronto conta el negador. Cuanto mayor es su número y . que hasta allí no despegé los labios. tivo. filológico de comprensión. sensaciones y hasta hondos juicios con sólo ege sustantivo. s6lo la cornprensión die la paiabra extranjera busca una <<misrnar> palabtaen su propia lengua.142 EI marxismo y la filosofía del leng. uno de estos chicarrones que lo pro-V. peto ya en son de amenaza e ment€ si se juntan dos polos opuestos. la mano y coger al otro por el hombro.. importantes son. de pronto. Pero hete aqul que. todo elemento semántico aislado de un . hibido.comprensión como respuesta. dcl hablante con el oyenti con base eiel rnaterial de un complejo fónico dcteminodo.a e_nffe los hablantes. esto es. ya de noche...V.. pero ala vezel más superficial de la valoración social contenida en la palabta se transmite mediante una entonación expresiua.raje Tema y significación en el lenguaje 143 manece incomprendido. el problema de la intenelación entre oahración y sígndicación. La comprensién busca paru la palabra del hablante vna contrapakbra. con Ia. sin más aditamento que el de alzal. No existe palabra sin un acento valora. buscando probablemente la solución de la primera discrepancia que dio lugar a la disputa. todos los contenidos referenciales se presentan en el discurso vivo. La entonación en la mayoría de los casos se determina por la situación más próxima. El significado no se eircuenffa en la palabra. indig¡rado con el tercero. entusiasmado. Toda cornprensión es diarógica.. He aquí un caso clásico del uso de la entoncación en el lenguaje cotidiano. Toda palabra pronunciada en la vida real no sólo posee un rerüa y un significado en el sentido referencial o de contenido. con la misma denominación sencilla de un objeto. Ya hemos tenido la oportunidad de hablar acerc¿ del tipo pasivo. ala palabta-situad. En realidad. y al definir el significado de Ia palabm t. y lo interpela diciéndole: <<Varnos. La diferencia entre el tema y el significado se aclara especialmente en_ relación con el probbna de ln comprensió4 a la que nos referiremos brevemente. Sólo la comprensión activa puede abordar el tema.encontrarle un_lugar orientarse respecto de El estra"to más pronunciado. p. ni en el alma del hablante o dil oyente.

Spett habla de la valoración como connotación. La entonación. Obrus completas. En todos los casos semeiantes el tema própio de cada enunciado enunciado examinemos. pues al sexto "ntrri"r*o. y los dos se sítúan en las esfer¡¡s distintas de la realidad.rniiudot de los seis artesanos) se realiza plenamente mediante las a Remito a Fedor M. Aguilar. Untersuchungen zut Grunlegung . repitiéndole con malhumorada y admonitoria voz de bajo"'. En el habla cotidiana ia entonación tiene a menudo una sígnificación totalmente independiente de la composición semántica del discurso. de kT. con una enorme variedad entonaciónal. apare' ce como privado de valoraciones.] t' III.loración:la transferencia de una palabra determina- (porque un tema específico caracteriza también cada uno de los án. que es con frecuencia una interjeciiér. una palabra semánticamente plena.144 El marxismo y la filosofía del lenguaje Tema y significación en el lenguaje r45 vo que norfigura en los diccionarios. nó todas las valoraciones son así. al parecer. apoyado en un auditorio social más extenso. <(vámos»>. Una valoración así y la entonación que le coresponde no pueden salvar los límites esmechos de la situación más cercana y de un mundillo socíal íntimo. El significado referencial se constituye mediante Ia valoracitin. cf. el entusiasmo al mozo. prohibido emplear delante de señoras. no peneüa en ia significación intelectual. a veces. una nada más. <<por eso)>. La orientacién hacia un sistema abstracto produjo el hecho de que la mayotía de los lingüístas separan la valoración de la significacién. es decir. Madrid. esa misma palabra. no le hace gracia. a veces. por supuesto. Lo característico consiste en que a menudo estas palabrejas se duplican. sólo puede verse como un fenórneno colateral y accesorio de las significaciones del lenguaje. Además. Una entonación semeiante. con el que por te entremetes en la conversación? vocablo favorito seis ¡Cierra el picol» Y asi sin proferir otta palabta. de acuerdo cóR la diversidad de las situaciones y estados de ánimo vitales. y sin embargo ésta es la que define la selección y la colocación de todos los elementos significantes principales del enunciado. al considerarla como un aspecto Bccesorio de la significación. o un adverbio favorito o. 1949. y en un sa¡tiamén 1e disipa el amigote. Solamente un elemento abstracto. etc. Para accionar estas válvulas de escape mediante la entonación se utilizan las expresiones como: <(así y así». porque ésta es la que determina el ingreso de un significado relerencial dado al horizonte de los hablantes. grandes situaciones y estados de ánimo diarios. Paru él existe una brusca separación entre el significado ref'erencial y la connotación valorativa. Es verdad que en estos casos la valoración no se expresa adecuadamente mediante la entonación. ante todo. Dostoyevski. en el fondo. g"tto agrio. además. Cada enunciado es. demasiado intensa. como expresión de la actitud individual rlel hablante hacia el objeto del enunciado 5. A. . Esta ruptura entte el significado referencial y la valoración es absolutamente inadmisible y proviene del lrccho de subestimar las importantes funciones de la valoración en el len¡¡uaje. En realidad. tanto al del grupo más irrmediato como al horizonte social de una clase social.rrno. incluso uno de cobertura semántica más amplia. expresa clara se y exactamente: <(¿A qué comprendieron perfectamente fuerzas de una entonación expresiva. pori. No se puede construir un enunciado sin valoración. el que ofrece un análisis fino y rlerallrrdo de las rignificaciones verbales. Hallc. Exptésamos nuestro sentimiento. Sin embargo. ta conversación aquí se lleva a cabo mediante entonaciones que expresan las valoraciones de los hablantes. <(eso mismo)>. demás. ala vnloración Ie corresponde un papel iustamente creátivo en los cambios de Ia significación. siempre vamos a encontrar que la valoración tiene en este enunciado una importancia enorme.mayor y J. pero con án un grito de fruición. p. repitiendo ese 4. la imagen fónica se extiende attihcialmeite con la finalidad de dar salida a una eütoRación acumulada'La misma palabreja favorita suele repetirse. G. El material entonacional interno acumulado a menudo encuentra un escape en las construcciones lingüísticas absolutamente inadecuadas parula entonación expresada. esta palabra es tan sólo el apoyo perula entonación.lrr tllpmeiaen Grinnatik und Sprachpbilosopbie. a pesar de que cónsisten en una misma palabra. sin la ayuda de las significaciones de las palabras y de los nexo§ gramaticales. Estas valoraciones y las entonaciones respectivas se determinan plenamente por Ia situación social más próxima de la conversacióq y por eso no requieren ningrÍn apoyo referencial. pues ese mismo sustantivo que está lo uaa. Entre los lingüístas rusos. tomado cn el sistema de la lengua y no en la estructura del enunciado. que suele utiliz¿r para la solución meramente entonacional de ias menrrdas o. una or'ientación axiológiL'a. t A¡f c¡ como define la valoración Anton Marty. 1908. Pü eso en una enunciación viva todo elemento no sólo significa sino que también valora. El cambio de la significación ss. [N.799. No importa qué tas seis <<actuaciones lingüísticas» de los obreros son diferentes.r. en efecto. Marty. agregando uha entonacion gráficay profunda a alguna palabra casual. riempre vn re-ua. temático-referencial de la secuencia.

Ei por eso que el significado -un tico a sí mismo. En el terreno de la ampliación de las bases se extiende sustantivamente el horizonte existencial.se deffne plenamente por la ampliación de las bases económicas. Un ganadero prímitivo no está implicado en nada. desplazado de su lugar en el proceso vivo de generación social (lugar en que siempre áparece lleno de valoraciones). En este proceso no existe nada absolutamente elemento abstracto. La generación del sentido en el lenguaje siempre está relacionada con la generación del horizonte valorativo 'ii iii de un grupo social determinado. Esta extensión del horizonte valorativo se lleva a cabo dialécticamente. La sociedad en proceso de generacién amplía su percepeión de la existencia asimismo eñ proceso de la genetación. está desgarrado por las vivas contradicciones de éste. Esta generación dialéctica se refleja en el proceso generativo de los sentidos del lenguaje' Un sentido nuevo se revela en el vieio y con su aytda. y casi nada llega a conmoverlo. Los nuevos aspectos de la existencia. se convierte en una existencia ideal alejada del proceso de la generación histérica. ya no dejan de lado los demás elementos existenciales incluidos desde antes. idénestable. La palabra o se eleva a un rango superior. al tiempo que la generación del el sentido del conjunto de todo cuanto tiehorizonte valorativo -en ne importancia para el grupo. asociados a la palabra y al pathos del hombte.rI 146 El marxismo y la filosofía del lenguaje da de un contexto valomtivo al otro. accesible. De ahí la incesante lucha de acentos en cada parcela de la existencia. o con frecueneia desciende al inferior. Un hombre de la época final del capitalismo se interesa por todo. los reevalúan. sino que luchan con éstos. los desplazan de su lugar en la unidad del horizonte valorativo. que fuese independiente de la ampliación dialéctica del horizonte social. . pasa al nivel ontológico. En la composición del sentido no hay nada que estuviera por encima del proceso de la generación. La separación entre el significado de una palabra y su valoración lleva irremediablemente a que e[ significado. por las tierras más lejanas e incluso por las estrellas más lejanas. con una estabilidad y autoidentidad igualmente momen!áneas. Precisamente con el fin de comprender la generación histórica del tema y de los significados que 1o rcalizan. para emerger como un significado nuevo. comprensible e importante para el hombre. pero tan sólo para contraponérsele y para reestructurarlo.se absorbe por el tema. es necesario tomar en cuenta la valoración social. incluidos en el círculo de los intereses de la sociedad.