Está en la página 1de 78

COMO DESARROLLAR SU  SERVICIO 

INTRODUCCIÓN 

Antes  de hablar acerca de “Cómo Desarrollar su Servicio”,  te preguntaré: 

1.  ¿Estás dispuesto en r ealizar  gr andes cosas par a Elohim? 

2.  ¿Estás  dispuesto a proponer te  objetivos  que  te impulsen  a  hacer  de  estos  trabajos 
una r ealidad? 

Si la respuesta es Sí. Entonces sigamos  adelante. Este estudio es: 

a.  Para los que no se arredran (Retraer, hacer volver atrás, por el peligro que ofrece 
o el temor que infunde la ejecución de algo) ante la perspectiva (hacer volver atrás, 
por el peligro que ofrece alguna cosa, amedrentar). 

b.  No es para los que ya han logrado  hacer realidad sus visiones. 

c.  Ni para los que se consideran inútiles. 

¿De qué clase de visiones y de qué estímulo estoy hablando? 

“Intenta hacer algo tan importante para Elohim que esté condenado al fracaso, a menos que 
Elohim tome parte en el proyecto”.  Teh (Sal) 113:7,8; 1 Shm 2:7,8;  Dn 2:37; Dn 5:18 

Quiero ayudarte  a desarrollar y ejercitar tus capacidades como siervo, de modo que no sólo 
tengas grandes visiones, sino que pienses en grande, planees en  grande, obres en grande,  y 
al hacerlo, honres a Yahweh en el proceso. 

Yashua dio toda su vida para conseguir terminar su  visión  suprema: Buscar  y salvar a los 


que estaban perdidos. 

Yashua Ha Mashiaj da motivación a todos los logros permanentes, porque no es nada más 
que el sacar fuera lo que Yahweh ha puesto en nosotros y que llevamos dentro.

1 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Ejemplo:  Nejemiyáh  El  siervo  posterior  al  exilio  planeó,  organizó,  motivó  y  ejercitó  su 
Servicio  en  el  pueblo  de  Yerushálayim  y  las  actividades  que  tuvieron  lugar  en  sus 
alrededores. 

Todos  nosotros  sabemos  que  casi  todo  se  levanta  o  se  viene  abajo  a  causa  del  modo  de 
servir. Ejemplo Un entrenador  de fútbol y sus jugadores, si todo el equipo falla, se busca un 
nuevo entrenador. 

¿Quieres ser  siervo? ¿Sí? o ¿no?  Este estudio le suministrará los principios del servicio, 


usted debe suministrar el deseo. 

El servicio tiene mucho que ver con suscitar una visión y una motivación en la gente. 

Las personas no quieren ser manejadas, quieren ser dirigidas. Por ejemplo Ud. puede dirigir 
su caballo hacia donde hay agua, pero no puede obligarlo a beberla. 

a.  Saber cómo hacer un trabajo es el logro del esfuerzo laboral. 

b.  Mostrar a otros es el logro de un maestro. 

c.  Asegurarse  de  que  el  trabajo  sea  hecho  por  los  demás  es  el  logro  de  un 
administrador. 

d.  Inspirar a otros  para hacer un mejor trabajo es el logro del siervo 

DEFINICIÓN DE SERVICIO 

INFLUENCIA 

Todos  hablan  de  él,  pocos  lo  entienden,  la  mayoría  de  las  personas  lo  quieren,  pocos  lo 
logran. 

¿En qué consiste este intrigante asunto que llamamos servicio? El servicio es influencia. 

“El que piensa que dirige y no tiene a nadie siguiéndole, sólo esta dando un paseo”. 

El servicio es la capacidad de conseguir seguidores. 

Para  muchos,  la  palabra  “servicio”  es  sinónimo  de  poder,  autoridad,  honor,  prestigio  y 
ventajas personales.  Esto no es un servicio.  Aquí hay mi descripción del servicio. 

   Procura servir más bien que dominar

2 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


   Estimula, alienta, inspira 

   Respeta más bien que explota las personalidades de los demás 

   Reflexiona, ora y obra conforme a las palabras de Yashua. Mt.20:27 

COMO ENTENDER LA INFLUENCIA 

Todos influyen en  alguien. El individuo más introvertido influenciará en “10,000 personas 
en toda su vida”. 

Todos nosotros dirigimos en algunas áreas, mientras que en otras nos dirigen. 

A  nadie  es  exento  de  ser  un  siervo  (sierva)  o  seguidor.  Hacer  efectivo  su  potencial  de  un 
siervo es su responsabilidad. 

Como padres tenemos que tener mucho cuidado  porque nos siguen: 

“EL PEQUEÑO QUE ME SIGUE” 

Quiero ser muy cuidadoso 

porque un pequeño me sigue 

no quiero yo desviarme 

porque temo que él me siga. 

No escapo de su mirada, 

lo que me ve hacer también lo intenta. 

Como yo soy, quiere ser también, 

el pequeño que me sigue. 

Debo recordar mientras vivo, 

en los veranos soleados y la nieve de invierno, 

que estoy construyendo los años 

del pequeño que me sigue.

3 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


El asunto no es si UD. influye en alguien o no.  Lo que se necesita 
determinar es qué clase de influencia ejercerá UD. ¿Mejorará su 
capacidad de servicio?  
   La mejor inversión en el futuro es una adecuada influencia en el presente. 

   La influencia es una habilidad que se puede desarrollar. 

   Un verdadero siervo conoce la diferencia entre ser un jefe y ser un siervo. 

­El jefe maneja a sus trabajadores, el siervo los capacita 

­El jefe depende de la autoridad, el siervo de lo que Yahweh diga. 

­El jefe inspira temor, el siervo inspira entusiasmo. 

­El jefe dice “yo”, el siervo dice “nosotros”. 

­El jefe arregla la culpa por el fracaso, el siervo arregla el fracaso. 

­El jefe sabe como se hace, el siervo muestra como se hace. 

­El jefe dice “vayan”  el siervo dice vamos”. 

Servicio, es lograr que la gente trabaje para  UD. Cuando no esta obligada a hacerlo.  A la 


gente no le importa cuánto sabe UD., sino hasta que sabe para guiarles al lugar adecuado. 

El servicio comienza en el corazón, no en la cabeza, florece con una velación significativa, 
no con más reglas. 

Sabemos que UD. puede amar a las personas sin dirigirlas, pero no 
puede dirigir a las personas sin amarlas. Si no les amas no podrás ser 
siervo (esto es el cimiento) 
¿Cómo distingue a un siervo? 

Un siervo es grande, no por su poder, sino por su habilidad de hacer surgir a otros.  El éxito 
que fue designado para ser transmitido a otros; de una vida de fracaso y errar en fortaleza y 
firme. 

La principal responsabilidad de un siervo es capacitar a otros para hacer el trabajo.

4 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


CONCLUSIÓN 

Todos  somos  siervos  porque  todos  influimos  en  alguien,  no  todos  pueden  ser  grandes 
siervos, pero todos pueden llegar a ser mejores siervos. 

MI INFLUENCIA 

Mi vida tocará docenas de vidas 

antes de que termine el día. 

Dejará incontables marcas buenas o malas, 

antes de que el sol se ponga. 

Esto es lo que siempre deseo, 

y esta la oración que siempre elevo. 

Señor, que mi vida ayude a otras vidas 

que toca al ir por el camino. 

CLAVE DEL SERVICIO 

PRIORIDADES 

Hay dos cosas que son las más difíciles de lograr que la gente haga: Pensar y hacer todo en 
orden  de  importancia.  Estas  dos  cosas  son  las  que  diferencian  a  un  profesional  de  un 
aficionado. 

   Las personas prácticas saben cómo lograr  lo que quieren. 

   Los filósofos no saben lo que quieren. 

   Los siervos saben cómo lograr lo que ellos deben querer. 

Se  puede  definir  el  éxito  como  “el  logro  progresivo  de  una  meta 
predeterminada” .  Esta definición nos dice que la disciplina para establecer prioridades 
y la capacidad para trabajar en dirección a una meta  establecida, son esenciales para el éxito 
de un siervo.  De hecho son la clave del servicio.

5 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


El PRINCIPIO DE  PARETO 

EL PRINCIPIO 20/80 

El éxito  es el logro progresivo de una meta determinada ¿qué significa? 

El  20%  de  sus  prioridades  le  dará  el  80%  de  su  producción  si  dedica  su  tiempo,  energía 
dinero y personal al 20% de las prioridades  establecidas a  la cabeza de la lista. El resultado 
es una  producción cuádruple en productibilidad. 

El  cuadro  oscuro  representa  a  una  persona  u  organización  que  emplea,  tiempo  energía, 
dinero y personal en prioridades menores.  El resultado es una retribución muy pequeña. 

Todo siervo necesita entender el principio de Pareto en el  área de supervisión y servicio. 

Ej. El 20% de la gente de una organización será el responsable del 80% del éxito. 

1.  Determine qué personas son el 20% de los principales productores. 

2.  Emplee el 80% del  “tiempo  dedicado a su gente” con el 20% de los mejores. 

3.  Invierta el 80% del dinero dedicado al desarrollo personal, en el 20% de los mejores. 

4.  Determine  cuál  20%  del  trabajo  da  el  80%  de  retribución  y  capacite  a  un  asistente 
para que haga el  80% del trabajo menos efectivo.  Esto libera al productor para hacer 
lo que hace mejor. 

5.  Pida que el 20% de los mejores capacite ejerciendo sus funciones al siguiente 20%. 

Recuer de: Enseñamos  lo que  sabemos, reproducimos  lo  que somos.  Se 


engendra lo semejante. 
¿Cómo  identifico  al  20%   de  los  mejores  influenciadores/productores  en  mi 
or ganización? 

1.  Haga  una  lista  de  todos  los  integrantes  de  su  Qahal,  Escuela  Yeshiva,  reunión  de 
jóvenes,  etc. 

2.  Hágase  esta  pregunta  pensando  en  cada  persona,  si  esta  persona  ejerce  una  acción 
negativa  contra mí o me quita el apoyo ¿Cómo será el impacto que producirá? Si UD. no 
podrá funcionar sin ella, marque ese nombre. Si la persona le ayuda o le perjudica, pero 
no  puede  hacerle  mella  en  términos  de  su  capacidad  para  hacer  las  cosas  importantes 
entonces no ponga  una marca  en ese  nombre. Cuando haya marcado los nombres, habrá 
marcado  entre  el  15%  y  20%  de  las  personas.  Esas  son  las  relaciones  vitales  que  se 
necesitan desarrollar y a las  que hay que dar la cantidad adecuada de recursos necesarios 
para el crecimiento de la organización.

6 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


   No importa cuán duro trabaja, sino  cuán inteligentemente trabaja. 

    Organícese o agonice: Una vida en la que todo pasa, a la  larga es  una vida en la que 


nada pasa. 

   Asigne tipo de prioridad a las tareas. 

a.  Suma importancia / Suma urgencia: Aborde esos temas primero. 

b.  Suma impor tancia / Poca urgencia: Establezca fechas límites para realizarlas y 


trabaje en ellas en su rutina diaria. 

c.  Poca importancia / Suma urgencia: Encuentre maneras rápidas y eficientes para 
realizar este trabajo. 

d.  Poca importancia / Poca urgencia: Se  trata de un trabajo  repetitivo. 

TÓMELO O DÉJ ELO 

Toda  persona es o un iniciador o actúa en reacción a algo, cuando se  trata de planear. 

Ej. Con el almanaque. La pregunta  no es: ¿Estará llena mi Agenda?; sino  ¿Quién llenará 


mi agenda? 

EVALUE O QUÉDESE ESTANCADO 

“Decida  que  hacer  y  hágalo,  decida  que  no  hacer  y  no  lo  haga”.  He  descubierto  que  lo 
último  que  uno  sabe  es  qué  debe  poner  en  primer  lugar.  Las  siguientes  preguntas  le 
ayudarán en el proceso de establecer prioridades. 

1.  ¿Qué  se  quiere  de  mí?  En  otras  palabras  ¿qué  tengo  que  hacer  que  nadie  más  sino  yo 
puedo hacer? 

2. ¿Qué me da la mayor retribución? ¿Estoy haciendo lo mejor  y recibiendo una retribución 
para la organización? 

Abuso  : Muy pocos empleados hacen mucho. 

Desuso  : Muchos empleados hacen poco. 

Mal uso : Muchos empleados están haciendo cosas equivocadas.

7 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


3.  ¿Qué es lo más gratificante? La vida es demasiado corta como para no divertirse. 

Nuestro mejor trabajo es aquel del cual disfrutamos. 

Uno  lo  disfruta porque está dando su contribución al mundo. 

PRINCIPIOS PARA ESTABLECER PRIORIDADES 

Las pr ior idades nunca permanecen estancadas. 

Principios: Usted no puede sobre estimar la nula importancia de algo. 

   El arte de ser sabio es el arte de saber qué pasar por alto. Ej. A una concertista de 
violín  le  preguntaron  cuál  era  el  secreto  de  su  éxito.  Ella  respondió  “descuido 
planeado” 

   Usted no puede tenerlo todo. 

   Demasiadas prioridades nos paralizan. 

   Cuando las pequeñas prioridades demandan mucho de nosotros, surgen grandes 
problemas. “La razón por la que la mayoría de las metas principales no se alcanzan 
es porque empleamos nuestro tiempo, haciendo primero las cosas secundarias”. 

   Los plazos y las emergencias nos obligan a establecer prioridades. 

   Muy a menudo aprendemos muy tarde lo que es verdaderamente importante. 

EL ELEMENTO MÁS IMPORTANTE DEL  SERVICIO 

INTEGRIDAD 

INTEGRIDAD: “El estado de estar completo y no dividido”. Cuando tengo integridad mis 
palabras y mis  obras coinciden.  Soy quien soy no importa dónde estoy o con quién estoy. 
Si lo que yo hago y digo no es lo mismo, los resultados no serán coherentes. 

Los que oyen entienden.  ¡Los que ven, creen! Lo que la gente necesita no es un lema que 
diga algo,  sino un modelo que se vea.

8 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


DIGO  HAGO 
Lleguen a tiempo, sean positivos,  Llego a tiempo soy positivo, pongo a 
pongan a otros primero  otros primero. 

La integridad es importante porque: 

a.  Produce confianza “Si la gente me entiende, captaré su atención,  sí confía en mi, lograré 


su acción.” 

b.  Tiene un valor de mucha influencia. 

c.  Forja patrones elevados. 

d.  Da como resultado una reputación sólida, no solamente una imagen.  Imagen es  lo 


que la gente piensa que somos.  Integridad es lo que realmente somos. 
e.  Significa vivirla uno mismo antes de dirigir a otros.  Juegan como practican. 

f.  Te ayuda a tener credibilidad y no sólo hacer listo. 

g.  Es un logro muy difícil.  Sólo llegará  a ser lo que está llegando hacer ahora. 

­Aunque  no  pueda  retroceder  y  tener  un  flamante  principio,  amigo  mió, 
cualquiera puede  comenzar a partir de ahora y tener un nuevo fin. 

PRUEBA ESCENCIAL DEL SERVICIO 

PRODUCIR UN CAMBIO POSITIVO 

¿Ha cambiado últimamente?; ¿En la última semana?, ¿En el último mes? ¿En el último año? 
¿Puede especificar? O dará una respuesta muy vaga. Recuerde: 

Mientras más cambie, más llegará a ser un instrumento de cambio en las vidas de otros. 

Si quiere convertirse  en agente de cambio,  también debe cambiar. 

Si quiere continuar dirigiendo, debe continuar cambiando. Ej. Ford un hombre que no quiso 
cambiar su famoso modelo T.

9 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Usted tiene que amarlos antes de dirigirlos  ¿Cuántas personas se necesitan para cambiar  un 
foco? 4 personas, una para cambiarlo y tres para recriminarle y decirle, que el foco anterior 
estaba mejor. 

El éxito en un siervo para producir un cambio  en otros  tendrá lugar solamente  si el tiempo 


es el apropiado. 

Decisión equivocada en el tiempo equivocado = desastre 

Decisión equivocada en el tiempo apropiado  = equivocación 

Decisión correcta en el tiempo equivocado  = no aceptación 

Decisión correcta en el tiempo apropiado  = éxito. 

(Puede ser que esto pase en Perú hoy en día) 

Cambio = crecimiento  o  cambio = sufrimiento. 

LA MANERA MÁS RAPIDA  DE ALCANZAR EL SERVICIO 

RESOLVER PROBLEMAS 

Los problemas  dan significado a la vida. Un sabio filósofo comentaba una vez que el único 
obstáculo a vencer de un águila, para volar  con mayor velocidad y mayor facilidad  era el 
aire, sin embargo, si el aire le fuera quitado, caería  instantáneamente. 

Los mismos  elementos que ofrecen  resistencia  al  vuelo  son  al mismo  tiempo  la  condición 
indispensable para el vuelo. 

“Como yo lo veo, si usted, quiere tener el arco tiene que soportar las lluvias” lo que importa 
en realidad no es lo que me sucede, sino lo que sucede en mí. 

Muchas veces  atacamos los síntomas, no la causa. 

Ya sea que UD. enfrente tres problemas, cien problemas  “colóquelos  en una sola hilera  de 


manera que UD. Se enfrente con uno sólo a la vez”.

10 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


LO EXTRA EN EL SERVICIO 

ACTITUD 

Lo  que  está  atrás  de  nosotros  y  lo  que  está  delante  de  nosotros  son  cosas  insignificantes 
comparadas con lo que está adentro de nosotros. 

Una vez que la mente esta tatuada  con pensamientos negativos, las posibilidades de éxito  a 
largo  plazo  disminuyen. No  podemos  continuar  funcionando de  una  manera  en  la  que 
nosotros mismos no creemos verdaderamente. 

El tatuaje decía “nacido para perder”. No creo que nadie quisiera ponerse ese tatuaje. 

La  diferencia  está  en  la  actitud.  Las  personas  con  pensamientos  negativos  pueden 
comenzar bien, tener unos cuantos días buenos, y ganar  un partido. Pero tarde o temprano 
(por lo general temprano), sus actitudes los derrumbarán. 

Si crees que  estás vencido lo estás. 

Nuestro  destino  en  la  vida  no  será  determinado  jamás  por nuestro  ruaj quejumbroso  o  de 
elevadas expectativas. 

El pesimista se queja del viento 

El optimista espera que cambie 

El siervo arregla las velas 

Un asesor le sugirió al presidente Lincoln cierto candidato para gabinete. Pero Lincoln  lo 
rechazo diciendo. “No me gusta la cara del hombre”. Pero, señor él no es responsable de su 
cara, insistió el consejero. 

Todo hombre de más de 40 años es responsable de su cara, y allí quedo el asunto. 

Tu actitud se ve en tu cara. 

Usted  puede alcanzar sus metas si las fija. 

Recuerda  que  el  servicio  es  influencia.  La  actitud  del  siervo  ayuda  a  determinar  las 
actitudes  de los seguidores. 

Ej.  El  corredor  que  logró  el  record  de  correr  una  milla  en  menos  de  4  minutos.  Cuando 
para el mundo entero esto era humanamente imposible. 

Todo dependió de la actitud.

11 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


¿Cómo cambiar  su actitud? 

1.  Identifique los sentimientos que son problema 

2.  Identifique  los  problemas  de  conducta  (escriba  las  acciones  que  producen 
problemas negativos) 

3.  Identifique los problemas de pensamiento correcto (lo que llama nuestra atención 
determina nuestra acción) 

4.  Identifique el pensamiento correcto 

5.  Haga un compromiso público de pensar correctamente 

6.  Desarrolle un plan para pensar correctamente. 

DESARROLLO DE SU ACTIVO MÁS IMPORTANTE 

LA GENTE 

El que influye en otros para que le sigan es solamente un siervo con  ciertas limitaciones. El 
que influye en otros para que dirijan a otros es un siervo sin limitaciones. 

Guy Ferguson lo dice así: 

Saber cómo hacer algo constituye la satisfacción del trabajo. 
Estar dispuesto a enseñar a otros constituye la satisfacción del maestro. 
Inspirar a otros para hacer mejor un trabajo, constituye la satisfacción 
de un administrador. 
Poder  hacer  estas tres  cosas  constituye la satisfacción  de  un  verdadero 
siervo. 
“Mientras más personas prepare, mayor será el alcance de sus visiones”. 

He observado que las personas están en tres niveles en cuanto a la habilidad para trabajar. 

Nivel 1: La persona que trabaja mejor con la gente es un seguidor. 

Nivel 2: La persona que ayuda a la gente a trabajar mejor es un administrador.

12 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Nivel 3: La persona que capacita a la gente para trabajar es un siervo. 

PRINCIPIOS PARA PREPARAR A LA GENTE 

El  éxito  en  la preparación de otros dependerá  de la  manera  como  cumpla  cada una  de  las 
siguientes recomendaciones: 

Evaluación de  la  gente: Un asunto de actitud 

Dedicación a la gente:  Un asunto de mi tiempo 

Integridad con la gente:  Un asunto de carácter 

Normas para la gente:  Un asunto de visión 

Influencia sobre la gente: Un asunto de  servicio 

LOS BUENOS CAPACITADORES HACEN LAS SUPOSICIONES 
CORRECTAS SOBRE  LA GENTE 

1.  Cada uno quiere sentirse valioso. Hay que ayudar a la gente a aumentar su propia  auto­ 


estima. 

Ej.  Napoleón  Bonaparte, un  siervo  de  siervos,  conocía  a  cada oficial  de  su  ejército por  su 
nombre. Tenía interés en cada uno de ellos. 

2.  Todos necesitan y responden al estímulo. No he encontrado a una persona que no trabaje 
mejor y no haga su mayor esfuerzo bajo un ruaj de crítica. Ej. Los crucigramas y  la  crítica 
buena y mala. 

UD. sabe que si tomamos a las personas como son, las hacemos peor. Si las tomamos como 
deben ser, les ayudamos a llegar a ser lo que pueden ser. 

Henry Ford dijo: Mi mejor amigo es el que consigue que rinda lo mejor de mí. 

3.  La gente “compra” al siervo antes de “comprar” su servicio. Ej. Cristóbal Colón 

4.  La mayoría de las personas no sabe cómo tener éxito. 

5.  La mayoría tiene motivación natural.

13 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


¿Qué motiva a la gente? 

   Hacer contribuciones significativas: lo que hace no es algo desperdiciado 

   Participar en la meta 

   Insatisfacción positiva 

   Recibir reconocimiento 

   Tener expectativas claras 

¿Qué desmotiva a la gente? 

   No empequeñezcas a nadie 

   No manipule a nadie 

   No sea insensible 

   No desaliente el crecimiento personal 

Los capacitador es exitosos hacen las pr eguntas cor rectas sobre la gente 

1.  ¿Estoy  edificando  a  las  personas  o  estoy  edificando  mis  visiones  y  utilizando  a  las 
personas  para  eso?  Manipulación  es:  movernos  juntos  para  mi  beneficio;  motivación  es: 
movernos juntos para mutuo beneficio. 

2.  ¿Me preocupo lo suficiente por confrontar a las personas cuando es necesario? 

3.  ¿Escucho a las personas con  algo más que mis oídos? ¿Oigo más que palabras? 

4.  ¿Cuáles son los principales puntos fuertes de un individuo? 

5.  ¿He puesto una alta prioridad en el trabajo? 

6.  ¿He mostrado el valor que la persona recibirá de estas relacione? 

Los buenos capacitador es dan la debida ayuda a las per sonas. 

1.  Necesito dejar de lado sus puntos fuertes y trabajar en sus áreas débiles. 

2.  Debo  darme  a  mí  mismo.  UD.  puede  impresionar  a  la  gente  a  distancia,  pero  sólo 
puede impactarla de cerca. 

3.  Debo darles título de propiedad. Las personas quieren ser apreciadas, no impresionadas.

14 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Quieren ser consideradas como seres  humanos. 

4. Debo darles todas las  oportunidades para tener éxito: 

   Una excelente atmósfera de  trabajo 

   Las  herramientas adecuadas para trabajar 

   Un programa de capacitación continua 

   Excelentes personas para quienes trabajar 

   Una visión que impulse a  trabajar. 

PRINCIPIOS PARA EL DESARROLLO  DE LA GENTE 

El  desar rollo  de  la  gente  toma  tiempo.  Andrew  Carnegie  fue  el  hombre  más  rico  de 
EE.UU.; cuando empezó no tenía nada pero con el tiempo llegó a ser el fabricante de acero 
más grande de los EE.UU. Llegó a tener a 43 millonarios trabajando para él. Un periodista 
le  preguntó  cómo  empleó  a  43  millonarios.  Él  respondió  que  esos  hombres  no  eran 
millonarios  cuando  comenzaron  a  trabajar  con  él,  pero  se  hicieron  millonarios  con  el 
tiempo. 

Es mejor capacitar a 10 personas que hacer el trabajo de 10 personas. 

La habilidad par a tr atar  a las per sonas es esencial  par a el éxito. A las compañías que 


les van bien tienen siervos que se llevan bien con la gente. 

Teddy  Roosevelt  dijo:  El  ingrediente  más  importante  en  la  fórmula  del  éxito  es 
saber cómo  tratar a la gente. 
Sea un ejemplo que otros puedan imitar .  La gente hace lo que la gente ve. La velocidad 
del  siervo  determina la  velocidad  de  los  seguidores  y  los  seguidores  nunca  irán más  lejos 
que su  siervo. El Mt 10:24  El discípulo no es más que su maestro ni el siervo más que su señor. 

Dirija  a  otros  mir ando  a  través  de  los  ojos  de  ellos.  Nos  juzgamos  por  lo  que  somos 
capaces de hacer; mientras otros nos juzgan por lo que ya hemos hecho. 

   Les escucho lo suficientemente bien para dirigir a través de sus ojos. 

   Me relaciono lo suficientemente bien para comunicarme con sus corazones 

   Trabajo lo suficientemente bien para poner herramientas en sus manos

15 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


   Pienso lo suficientemente bien para lanzarles retos y  expandir sus mentes. 

Los sier vos deben mostra r p reocupación por  las per sonas antes de poner  su desar rollo. 


Los triunfadores buscan el consejo de sus subordinados; los de bajo rendimiento, no. 

El potencial más  grande de  una compañía es el cr ecimiento de su gente. Delegue en los 


hombres  y  ellos  serán  sinceros  con  UD.  Trátelos  de  manera  excelente  y  ellos  serán 
asimismo excelentes. 

CUALIDADES INDISPENSABLES EN EL SERVICIO 

VISIÓN 

Todos los siervos efectivos tienen una visión de lo que deben realizar. Con visión el siervo 
cumple una misión. Un siervo sabe a dónde va y persuade a otros de que le sigan. 

Afir maciones sobre la visión. Lo que ve es lo que UD. puede ser 

¿La visión hace al siervo? o ¿el siervo hace la visión? 

La visión viene primero 

Cuatr o niveles de visión en la gente. 

1.  Algunas personas nunca la tienen (son vagabundos) 

2.  Algunas personas la tienen, pero nunca la siguen por su cuenta (son seguidores) 

3.  Algunas personas la tienen y la siguen (son realizadores) 

4.  Algunas personas  la tienen, la siguen y ayudan a otros a tenerla (son siervos) 

Lo que UD. ve es lo que UD.  Puede ser 

UD. ve lo que está preparado para ver. Todos vivimos bajo el mismo shamayim, pero no 
todos tenemos el mismo horizonte. Todo siervo entiende esto y se pregunta. 

   ¿Qué ven los demás? 

   ¿Por qué lo ven de esa manera? 

   ¿Cómo puedo cambiar su percepción? 

Lo  que  UD.  ve  es  lo que  UD.  logr a.  Woodruff,  el  hombre de  la  Coca­Cola;  él quiso que 
todos la consumieran en el mundo, ese era su visión. A la Sra. Disney le preguntaron si Walt 
hubiera querido ver Disney Word cuando se inauguró, él  ya estaba muerto; la Sra. Disney 
dijo: “él lo vio” y se sentó. Lo que UD. ve es lo que UD. logra.

16 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Pregúntese  siempre:  ¿Está  luchando  simplemente  por  sobrevivir,  está  visualizando  con  el 
éxito, o en verdad quiere producir algo significativo? 

Como sea el siervo, será la gente. Los seguidores encuentran al siervo y luego encuentran la 
visión. Los siervos encuentran la visión y luego encuentran a la gente. Ej. Tomás Edison fue 
vendedor de periódicos en los trenes; muchos otros hombres grandes también salieron de la 
pobreza. 

Las grandes visiones comienzan siendo un “trabajo interno”. 

El don de Elohim para mí es mi potencial. Mi don para  Elohim es lo que  yo hago con ese 


potencial.  Mi definición de  éxito  es:  Conocer  a  Elohim  y sus  deseos para mí,  alcanzar mi 
máximo potencial, y sembrar semillas que beneficien a otros. 

“Cuando te acerques mucho a la gente, atraparás sus visiones”. 

PRECIO DEL SERVICIO 

AUTODISCIPLINA 

Al leer la vida de los grandes hombres me doy cuenta que la primera victoria que ganaron 
fue la victoria sobre sí mismos…la autodisciplina fue lo primero en todos ellos. 

La  palabra  “autocontrol”  deriva  de  una  raíz  griega  que  significa  “agarrar”  o  “sostener”. 
Esta palabra describe a las personas que quieren agarrar sus vidas y tomar control de áreas 
que les producirán éxito o fracaso. 

Los  grandes  siervos  han  entendido  que  su  responsabilidad  número  uno  era  su  propia 
disciplina y desarrollo personal. 

No podemos viajar hacia afuera si primero no viajamos hacia adentro. 

Lo que UD. va a llegar a ser mañana, ya lo está llegando a ser ahora. Es esencial comenzar a 
desarrollar  autodisciplina  en  una  pequeña  medida  ahora,  para  ser  disciplinado  en  gran 
medida mañana. 

Bobby Knight, entrenador de básquetbol, dijo: “La voluntad de triunfar es importante” pero 
le  diré  lo  que  es  más  importante,  es  “la  voluntad  de  prepararse”.  Es  la  voluntad  de  salir 
todos los días al entrenamiento y formar esos músculos y  perfeccionar esas habilidades. 

LISTA DE DIEZ PUNTOS PARA LA ORGANIZACIÓN PERSONAL 

1.  Establezca prioridades. 

2.  Coloque las prioridades en su almanaque.

17 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


3.  Reserve  algún tiempo para lo inesperado 

4.  Haga un proyecto a la vez. 

5.  Organice su espacio de  trabajo (administrativo­creativo) 

6.  Trabaje de acuerdo con su temperamento. 

7.  Utilice el tiempo para ir de camping y caminar para  inspirarse y  crecer. 

8.  Desarrolle sistemas que funcionen para UD. 

9.  Siempre tenga un plan para esos minutos entre reuniones. 

10. Céntrese en los resultados, no en la actividad. 

   Trabaje en lo que es su fuerte 80 % del tiempo. 

   Trabaje en lo que aprende el 15% del tiempo 

   Trabaje en lo que es débil el 5 % del tiempo. 

Dé  la  bienvenida  a  la  responsabilidad.  Churchill  dijo:  “El  precio  de  la  grandeza  es  la 
responsabilidad”. 

PASOS HACIA LA RESPONSABILIDAD 

   Sea responsable por lo que UD. es 

   Sea responsable por lo que pueda  ser 

   Sea  responsable  por  lo  que  ha  recibido.  “Creo  que  todo  derecho  implica  una 
responsabilidad;  toda  oportunidad  una  obligación;  toda  posesión,  un  deber”.  Lq 
12:48 

   Sea responsable ante lo que dirige 

Desar rolle integridad. 

1.  Debo vivir lo que enseño 

2.  Debo hacer lo que digo 

3.  Seré honesto con otros 

4.  Pondré lo que  sea mejor para los demás antes de lo que sea mejor para mí 

5.  Seré transparente y vulnerable.

18 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


El agua no fluye sino hasta que se abre la llave. 

LA LECCIÓN MÁS IMPORTANTE DEL SERVICIO 

DESARROLLO DEL PERSONAL 

   Los que están más cerca del siervo determinarán el nivel de éxito de ese siervo. 

   Los equipo ganadores tienen grandes siervos 

   Los siervos  excelentes conocen  las necesidades humanas básicas 

a.  Lo que se espera de cada uno. 

b.  Que cada uno tendrá  una oportunidad para desempeñarse. 

c.  Cómo cada uno está lográndolo 

d.  Que se dará guía cuando cada uno lo necesite 

e.  Que cada uno será recompensado de acuerdo con su contribución 

   Los siervos excelentes controlan las tres grandes áreas 

f.  Finanzas:  Porque  el  equipo  de  finanzas  es  el  principal  medio  para  ejercer 
control ejecutivo en cualquier organización. 

g.  Personal: Porque la selección de personas determinará a la organización. 

h.  Planeación: Porque esta área determina el futuro de la organización. 

   Los siervos excelentes saben qué clase de personas necesitan 

a.  Actitud  j.  Ausencia de problemas personales 


b.  Alto nivel de energía  k.  Sentido del humor 
c.  Calidez  l.  Elasticidad 
d.  Integridad  m. Gran deseo 
e.  Responsabilidad  n.  Autodisciplina 
f.  Buena auto imagen  o.  Creatividad 
g.  Capacidad de servicio  p.  Flexibilidad 
h.  Capacidad de seguir  q.  Ve el “gran cuadro” 
i.  Habilidad con la gente  r.  Intuitivo

19 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


   Los equipos triunfadores juegan para ganar 

   Los equipos triunfadores hacen a su miembros más exitosos 

   Los equipos triunfadores se mantienen en continuo mejoramiento 

   Puntos fuertes comunes a los siervos destacados. 

1.  Visiones  7. Correr riesgos 


2.  Fijar metas  8. Toma de decisiones 
3.  Influencia  9. Creatividad 
4.  Organización personal  10. Contratar o despedir 
5.  Establecer prioridades  11. Evaluación. 
6.  Solución de problemas 

CONCLUSIÓN: Este mundo necesita siervos 

a.  Que utilicen su influencia en los momentos correctos por las razones correctas. 

b.  Que tomen una mayor porción de culpa y una menor de reconocimiento 

c.  Que se dirijan a sí mismos con éxito antes de intentar dirigir a otros 

d.  Que continuamente busquen la mejor respuesta, no la acostumbrada 

e.  Que añadan valor a la gente y a  la organización que dirigen 

f.  Que trabajen en beneficios de otros y no para provecho personal 

g.  Que se manejen a sí mismos con la cabeza y manejen a otros con el corazón 

h.  Que conozcan el camino, vayan por el camino y muestren el camino 

i.  Que inspiren y motiven en vez de intimidar y manipular 

j.  Que vivan con las personas  para conocer sus problemas y vivan con Elohim para 


resolverlos 

k.  Que se den cuenta  de que su disposición es más  importante  que su posición 

l.  Que moldeen opiniones en vez de seguir las opiniones de las encuestas

20 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


m.  Que entiendan que una institución es el reflejo de su carácter 

n.  Que  nunca  se  coloquen  por  encima  de  otros,  excepto  para  llevar  a  cabo 
responsabilidades 

o.  Que sean honestos en las cosas pequeñas como en las grandes 

p.  Que se disciplinen a  sí mismos para que otros no los  disciplinen 

q.  Que se topen con contrariedades y las conviertan en avances 

r.  Que sigan un compás moral en la dirección correcta no obstante las tendencias. 

El sier vo y la tentación sexual 

Hace unos años atrás hablé sobre pureza sexual en un instituto bíblico. Muchos estudiantes 
vinieron  para  ser  aconsejados.  Una  estudiante  fue  derecho  al  punto:  "Mis  padres  me 
enviaron  a  uno de  nuestros  pastores  para  aconsejamiento  y  terminé  acostándome  con  él". 
Más tarde­ y el mismo día­ Elizabeth, la hija de un diácono, me dijo llorando: "Mi padre ha 
mantenido  relaciones  sexuales  conmigo  durante  años,  y  ahora  está  empezando  con  mis 
hermanas". 

En  otra  qahal  conocí  a  Mabel,  una  chica  de 18 años.  Estaba  llena  de  culpas  porque había 
mantenido relaciones sexuales con el siervo de jóvenes. 

­¿Le has confesado esto al Señor y has cortado la relación?  Le pregunté. 
­ Si 
­ respondió. 
­ Además, su esposa lo descubrió. Por eso se cambiaron a otra ciudad. 

Por cada personalidad famosa o siervo de televisión que "muerde el polvo", hay un número 
no  conocido  de  pastores  locales  menos  conocidos  ­  además  de  los  maestros  de  la  Torah, 
obreros 

Siervos  de diferentes  áreas  –que  renuncian  (o  son despedidos) por  inmoralidad sexual,  sin 


que  se  conozca  el  verdadero  motivo.  Innumerables  son  los  hombres  y  las  mujeres  cuyo 
servicio como obreros han sido erosionados o se han detenido abruptamente por la misma 
razón. 

Por  más  que  odiemos  admitirlo,  el  escenario  tiene  muchos  "restos"  de  vidas  y  siervos 
diezmados  por  fallas  sexuales.  La primera  conclusión  es  muy  grave  y  las  implicancias de 
largo  alcance:  Hay  entre  los  que  conocen  la  torah,  incluyendo  el  servicio,  une  epidemia 
moral de proporciones enormes y alarmantes.

21 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


METIENDOSE DE CABEZA EN EL PROBLEMA 

Al escribir y hacer investigación para el libro en la estela de la revolución sexual, descubrí 
que  una  señal  de  identificación  prominente  del  siglo  primero  fue  su  pureza  sexual.  Si  no 
reclamamos este territorio perdido, la restauración de hoy y su servicio están destinados a la 
impotencia  del  ruaj.  ¿Por  qué?  Porque  un  mundo  no  qadosh  nunca  va  a  ser  conquistado 
para que venga la restauración de su palabra y la reunión de su pueblo y tribus dispersas de 
Yisrael. 

¿Cuánto  ha  sufrido  nuestra  reputación  como siervos?  ¿Cuánta  credibilidad  hemos  perdido 
como  resultado  de  las  altamente  publicada  "hazañas"  inmorales  de  algunos  colegas?  Una 
mujer comprometida me dijo con lágrimas en los ojos: “Cada vez que escucho a un siervo 
predicar,  tarde  o  temprano  me  sobreviene  el  pensamiento  de  que  es  probable  que  ese 
hombre esté viviendo en inmoralidad.” 

A pesar de las pérdidas, hay algunos cambios positivos que han salido de las caídas morales 
de los siervos. El más significativo es que un balde de agua helada nos ha sido arrojado a la 
cara.  No  podemos  más  negar  la  realidad  de  la  debilidad  moral  entre  aquellos  que  sirven. 
Siervos se han percatado de la crisis moral extendida, y la necesidad acuciante de apuntalar 
nuestra floja moralidad. 

Se ha dicho mucho en los últimos años sobre la necesidad de cuidar y restaurar aquellos que 
han  caído  en pecado  sexual.  Lo que  nos  falta  y  necesitamos desesperadamente;  son  claras 
medidas preventivas. 

Ante un precipicio peligroso desde donde la gente está cayéndose desde unos 50 metros de 
altura, podemos responder de dos formas. Una es colocar ambulancias y enfermeros abajo. 
Otro es poner carteles de advertencias y construir una baranda arriba. 

Para  que  este  artículo  no  sea  interminable,  debo  asumir  que  los  lectores  de  Apuntes 
Pastorales saben lo que las Escrituras dicen sobre la moralidad sexual. Enfocaré primero tres 
factores  críticos  que  debemos  entender,  para  luego  explorar  las  razones  por  las  que  los 
siervos cometen pecados sexuales. 

TRES FACTORES CRITICOS 

Somos el blanco de la inmoralidad sexual. Hace algunos años hubo bastante ruido sobre una 
"lista  de  señalados",  un  plan  elaborado  por  asesinos  a  sueldo  para  eliminar  a  los  siervos 
políticos  mundiales  estratégicos.  Estoy  convencido  de  que  el  enemigo,  el  adversario  de 
nuestras  almas  ha  mantenido  una  lista  similar  con  las  gentes.  Y  hay  buenas  razones  para 
creer que los obreros están en los primeros puestos de su lista. 

Si usted es un pastor, misionero, si trabaja en la congregación, es anciano, siervo de estudio 
del hebreo, obrero, profeso, escritor, instrumentador o tiene su servicio en cualquier índole, 
entonces  preste  atención:  usted  es  un  hombre  o  mujer  blanco.  Las  fuerzas  del  mal  han 
firmado  un  contrato  sobre  usted.  Hay  un  precio  sobre  su  cabeza,  precio  suficiente  como

22 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


"para  hacérsele  agua  la  boca"  a  cualquier  cazador  de  recompensas.  El  adversario  está 
dispuesto a atraparlo. ¿Por qué? Porque quiere anular su servicio. Porque más que cualquier 
otro, usted lleva sobre sus hombros la reputación de la torah. Si usted comete inmoralidad, 
el  enemigo  se  apunta  una  victoria  estratégica  en  su  asalto  sobre  esta  reputación  como 
hombre qadosh. 

"Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, 
contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes del rujot de maldad en 
las regiones de shamayim. (Ef. 6.12) 

Estos seres definitivamente malos tienen interés en nuestro deterioro moral. Harán cualquier 
cosa en su poder para avanzar contra ti y tu familia y la Congregación. 
Sed  sobrios  y  velad;  porque  vuestro  adversario,  como  león  rugiente,  anda  alrededor 
buscando a quien devorar.  a  Ke (1 Pe) 5:8. 

Somos  vulnerables  a  la  inmoralidad  sexual.  Todos,  incluyendo  aquellos  activos  en  el 
servicio,  son  susceptibles  a  errar  en  el  área  sexual.  El  mito  de  que  somos  moralmente 
invulnerables cae ante la evidencia abrumadora. No hay y nunca ha habido ningún cosa que 
nos haga estar ausentes de caer o fallar. 

"Antes del quebrantamiento es la soberbia, y antes de la caída la altivez de ruaj" Mis (Pr) 
16:18. ¿Qué nivel  de  soberbia se  requiere para  creer que  al  fallar  en  el  área  sexual  puede 
haber  sorprendido  a  Lot,  Shinshom,  David  (“un  hombre  según  el  corazón  de  Elohim"), 
Sh´lomoh, los corintios y una multitud de siervos modernos, pero no a mí? Las advertencias 
de Shaúl merecen un lugar prominente en nuestros escritorios: “Considerándote a ti mismo, 
no sea que tú también seas tentado”  Ga 6:1. "Así que, el que piensa estar firme, mire que no 
caiga” 1 Co 10:12. 

SIERVOS MOABIM Y SIERVOS ABRAHÁMICOS 

Los siervos existimos para guiar y dejarnos guiar. Especialmente ser guiados por el Ruaj Ha 
Qodesh Aunque predicamos y enseñamos acerca de ser guiados por el Ruaj Ha Qodesh, sin 
embargo cuando llega el momento de ser guiados por el Ruaj de Elohim nos parece cuesta 
arriba  y  hasta  no  discernimos  que  el  Ruaj  Ha  Qodesh  nos  está  guiando.  Por  lo  regular  la 
dirección  del  Ruaj  de  Elohim  nos  introduce  en  cambios,  giros  inesperados  y  creación  de 
nuevos  escenarios.  Existen  dos  tipos  de  siervos  que  reaccionan  de  manera  diferente  a  la 
dirección del Ruaj Ha Qodesh. 

Siervos Moabim: 

Yir (Jr) 48: 11 Y 12. 

"Quieto estuvo Moab desde su juventud y sobre su sedimento ha estado reposado y no fue 
vaciado de vasija en vasija ni nunca estuvo en cautiverio; por tanto quedo su sabor (sabor,

23 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


conducta o entendimiento) en él y su olor (terminado usado para los sacrificios a Elohim) no 
se ha cambiado. Por eso vienen días, ha dicho Yahweh, en que yo le enviaré transvasadores 
que le transvasaran; y vaciarán sus vasijas y romperán sus odres" Yir (Jr) 48:11,12. 

¿Quién  fue  Moab?  Moab  significa  en  hebreo:  La  semilla  del  Padre.  Esta  expresión  en  la 
expresión latinoamericana sería algo así como “De tal palo, tal astilla” Quién era el padre de 
Moab?  Moab  fue  el  hijo  de  Lot  por  su  relación  incestuosa  con  su  hija  luego  de  la 
destrucción de Sedom y Amorra. Ancestro de los Moabim. 

Los  Moabim  se  caracterizaron  por  la  arrogancia,  principal  defecto  de  ellos.  No  eran 
dados a los cambios. 

Esta  palabra  estaba  dirigida  a  sacudir  a  los  Moabim  por  su  conformidad  y su  renuencia  a 
cambiar. 

El  Padre  de  Moab  fue  Lot.  Lot  al  igual  que  su  hijo  Moab  se  resistió  a  los  cambios 
y tuvo que ser forzado por Abraham para los cambios. 

Los Siervos Moabim son los que resisten los cambios. Se niegan a ser dirigidos por el Ruaj 
Ha Qodesh porque no disciernen que es el Ruaj Ha Qodesh  y se aferran a lo conocido por 
no entrar a lo desconocido. Por lo que se estancan en su desarrollo. 

Siervos Abrahámicos: 

Subió, pues, Abram de  Mitzrayim hacia el Négev, con  su  mujer y con todo lo que tenía, y 


con  él  iba  Lot.  Abram  era  riquísimo  en  ganado,  y  en  plata  y  oro.  Caminó  de  jornada  en 
jornada  desde  el  Négev  hasta  Beit­el,  hasta  el  lugar  donde  había  estado  antes  su  tienda, 
entre Beit­el y Hai, al lugar del Mizbéaj que antes había edificado; e invocó allí Abram el 
nombre de Yahweh. Br (Gn) 13:1­4. 
Yahweh dijo a Abram, después que Lot se apartó de él: Alza ahora tus ojos y, desde el lugar 
donde  estás,  mira al norte y al  sur,  al oriente  y  al occidente. Toda  la  tierra que  ves  te  la 
daré  a  ti  y  a  tu  descendencia  para  siempre.  Haré  tu  descendencia  como  el  polvo  de  la 
tierra:  que  si  alguno  puede  contar  el  polvo  de  la  tierra,  también  tu  descendencia  será 
contada. Levántate y recorre la tierra a lo largo y a lo ancho, porque a ti te la daré. 
Así  pues,  Abram  levantó  su  tienda,  se  fue  y  habitó  en  el  encinar  de  Mamré,  que  está  en 
Jebrón, donde edificó un mizbéaj a Yahweh. Br (Gn) 13:14­18 

Los  Siervos Abrahámicos no se aferran a lo conocido  y entran en lo desconocido con una 


clara revelación del destino, por lo que crecen continuamente. 
Permítanme  establecer  un  paralelismo  entre  estos  tipos  de  siervos.  Que  el  Renuevo  de 
Plenitud en el servicio nos lleve a ser siervos Abrahámicos. 

CÓMO SON LOS SIERVOS MOABIM? 

A.­  Están  en  continua  guerra  con  el  cambio  en  vez  de  vivir  pacíficamente  en  el 
cambio.

24 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Combaten  continuamente  con  las  transiciones  en  lugar  de  manejarlas  efectivamente.  Se 
anclan  en  el pasado  y  por  ello  se  encuentran incapacitados para  tratar  con  el  cambio hoy. 
Todo cambio los asusta les hace retroceder. El pasado les da seguridad. 

B.­ Necesitan mantener el control. 
Los  Moabim  necesitan creer que  ellos  están a  cargo  de  sus  vidas. Complican  sus  vidas  al 
punto  que  toman  todo  en  sus  manos  para  mantener  todo  y  a  todos  en  línea.  Tratan 
estrictamente con los asuntos externos de la situación sin mirar lo interno. La obsesión por 
el  control  puede  llegar  a  ser  más  y  más  imposible  de  satisfacer.  Luchan  por  el  control  de 
todo y de todos. 

C.­  Los  Moabim  manipulan  lo  externo  como  una  respuesta  de  no  poder  manejar  lo 
interno. 
"Si no puedo manejar mis sentimientos internos yo encontraré algo en el mundo externo que 
yo  pueda  cambiar  y  seguramente  con  eso  echaré  fuera  mis  sentimientos  internos".  Lo 
externo  es  más  fácil  de  manejar  que  lo  interno  por ello  su  énfasis  es lo  externo.  Imponen 
reglas, exigen y manipulan aún con las cosas del Ruaj. 

D.­ Los Moabim desconfían y sospechan de los demás. 

Ellos  desconfían  de todo  y  de  todos.  Creen  que  la  vida  y  la  otra  gente  están  en  contra de 
ellos y por lo tanto están siempre a la defensiva para evitar que les tomen ventaja. No saben 
confiar libremente en los que les rodean. 

E.­ Los Moabim mantienen desconexión de las cosas del ruaj. 


No  es que no  realizan  cosas del  ruaj.  Ellos pueden pastorear, predicar, ser Siervos  etc.  Lo 
que  pasa  es  que  no  entienden  el  significado  del  ruaj  de  lo  que  están  experimentando.  No 
comprenden porque Elohim los está llevando por ese camino. Por lo tanto lo analizan todo 
desde  una  perspectiva  humana,  sin  entender  las  cosas  de  Elohim.  Lo  pelean  en  el  plano 
humano y dejan de conectarse con el ruaj. 

F.­  Los  Moabim  no  tienen  sentido  de  propósito  y  no  entienden  la  revelación  de  destino. 
Ellos eluden el mantener una declaración de misión. No se preguntan ¿Por qué estoy aquí? 
¿Hacía donde Elohim quiere que vaya? ¿Terminó mi tiempo? Nuestro sentido de propósito 
emerge de nuestra en el ruaj si perdemos la conexión del ruaj, el asunto de propósito en la 
vida pierde significado. 

G.­  Los  Moabim  culpan  a  las  otras  personas  y  a  las  circunstancias  de  las  situaciones 
en su vida. 
Cuando  algo  ocurre  es  la  "culpa  de  ellos"  "Ellos  me  hicieron  eso".  Juegan  el  papel  de 
victimas  y  culpan  a  factores  externos.  Ellos  son  "reactivos"  no  son  "proactivos".  Los 
reactivos  solo  responden  o  reaccionan  a  las  circunstancias,  los  proactivos  hacen  que  las 
cosas pasen. 

H.­  Los  Moabim  se  desconectan  de  sus  sentimientos,  especialmente  los  negativos. 
Ellos  no  desarrollan  un  hablar  del  corazón.  Se  levantan  en  familias  donde  las  emociones

25 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


fuertes  no  son  aceptables.  Siempre  dice:  "Yo  estoy  bien".  Les  cuesta  llorar  en  público  y 
demostrar que tienen miedo o que están enojados. 

I.­ Los Moabim tienen pensamientos rígidos. 
Para ellos todo es blanco o en negro, no hay terrenos intermedios. No aceptan la vitalidad ni 
la frescura de ideas. Se oponen a la renovación. Jamás se atreven a tener una mente abierta. 
Sus creencias son las únicas y juzgan muy rápido lo que no encaja en sus paradigmas. 

J.­ Los Moabim manifiestan con frecuencia actitudes negativas. 
Piensan  lo  peor  de  cada  situación.  Son  frecuentemente  pesimistas.  Cualquier  nueva 
experiencia la ven como algo para examinar y tener con mucho cuidado. 

K.­Los Moabim no aceptan los sistemas de apoyo. 
A  menudos  ellos  son  solitarios.  Si  tienen  amigos,  son  amigos  que  comparten  lo que  ellos 
creen y piensan. No tener sistemas de apoyo puede ser devastador especialmente en tiempo 
de  crisis.  Un  sistema  de  apoyo  es  un  grupo  de  personas  que  nos  rodean  y  a  quienes  nos 
hacemos  vulnerables. Listos para oírles  y  que  nos pueden amar  y  por  lo  tanto nos pueden 
corregir. 

L.­ Los Moabim pierden el balance y sentido de orientación. 
Pone  énfasis  en  lo  externo  y  poca  atención  en  las  relaciones,  la  esperanza  o  crecimiento 
interno.  Van  de  un  extremo  al  otro  y  no  saben  mantener  la  orientación  de  sus  vidas,  por 
ellos  comienzan  muchas  cosas  y  no  terminan  ninguna  y  quienes  les  rodean  pueden  sentir 
gran confusión. 

¿CÓMO SON LOS SIERVOS ABRAHÁMICOS? 

Un siervo viviendo como Abraham es un siervo que crece vigorosamente y florece en medio 
de todas las circunstancias. 

A.­  Un  siervo  viviendo  como  Abraham  está  atento  a  lo  que  ocurre  tanto  interno  como 
externamente. 
Ellos  están creciendo continuamente en cada circunstancia. Cada transición es una escuela 
para ellos. Su anhelo más grande es aprender y crecer. Saben que su crecimiento interno es 
la base de todo. 

B.­ Un siervo viviendo como Abraham tiene una motivación interna. 
No  importan  lo  que  atraviesan  se  sienten  motivados  y  cada  problema  lo  ven  como  un 
desafío  para  enfrentar.  Tiene  un  saludable  sentido  de  control  en  sus  vidas.  Sus  vidas  son 
vibrantes, emocionantes y llenas de calor humano. 

C.­ Un siervo viviendo como Abraham son receptivos a las nuevas ideas. 
Están  abiertos a la renovación  y saben que el mundo está cambiando  y que ellos necesitan 
también cambiar. Están seguros que vida es crecimiento y cambio. Lo que crece cambia. No 
se aferran al pasado, sino que lo usan para Mizbéaj al presente con una clara determinación

26 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


de futuro. 

D.­ Los Siervos Abrahámicos tienen una vitalidad del ruaj. 
Sus  prácticas  en  el  ruaj  no  son  religiosas  sino  vibrantes,  llenas  de  vida  y  mantienen  un 
caminar continuo con Yahweh. Su caminar con Yahweh es nuevo cada día y sus devociones 
son estimulantes. NO se secan, están como los olivos verdes en el Mizbéaj de Yahweh. 

E.­ Un siervo viviendo como Abraham aman los sistemas de apoyo. 
Saben  que  solos  no  pueden  seguir  y  aman  el  entorno  del  siervo.  Rodeados  de  Shaúl, 
Bernabé y Timotios. Shaúl que los enseñan y guían, Bernabé que los confortan y Timotios a 
quienes ellos forman y edifican­ 

F.­  Un  siervo  viviendo  como  Abraham  tienen  una  capacidad  de  recuperación  inmediata. 
Se recuperan de las crisis  y adversidad con asombro. Saben sacar provecho de las noches. 
Como  Shaúl  en  la  cárcel  de  Filipos.  A  veces  son  sacudidos  pero  dicen  como  Shaúl, 
Sacudidos pero no vencidos. Se recuperan porque saben en  su Ruaj que la Batalla final  ya 
ha sido ganada. 

G.­ Un siervo viviendo como Abraham sabe sentir. 
Ellos  usan  los  sentimientos  fuertes  como  mensajeros  en  su  movimiento  de  avance.  Ellos 
saben  comunicar  sus  sentimientos.  Son  tiernos,  dulces  y  amorosos.  Saben  lloran  y  saben 
admitir cuando sienten miedo y temor. Son humanos. 

H.­ Los Siervos Abrahámicos tienen la habilidad de auto­ nutrirse. 
Ellos saben escoger lo que los nutre y gastan tiempo en esas actividades, como orar, leer la 
Palabra,  Retiro  personal,  ayunos  y  edificación  mutua.  NO  se  sienten  bien  si  no  se  están 
nutriéndose del ruaj. 

I.­ Un siervo viviendo como Abraham son proactivos. 
Ellos  no  esperan  que  las  cosas  sucedan  para  reaccionar,  sino  que  hacen  que  las  cosas 
sucedan. Su pregunta de ¿Por qué estoy aquí? los motiva a mirar adelante. Por ellos tienen 
sentido de propósito. Su  creatividad es impresionante, no aman la rutina ni se dejan llevar 
por  la  corriente.  Saben  pararse  y  marcar  el  camino  en  un  mundo  lleno  de  confusión. 

J.­  Un  siervo  viviendo  como  Abraham  son  soñadores  pero  con  los  pies  en  la  tierra. 
Ven lo que se les mostró en visión más allá de lo que parece práctico. Rehúsan la expresión, 
"esto  se  intento  antes".  Arriesgan  grandes  visiones  y  sus  visiones  llegan  a  convertirse  en 
realidad. Ven la vida como un juego y no como un problema para ser resuelto. Se atreven a 
ver más allá del promedio. 

K.­ Un siervo viviendo como Abraham ven su vida en la perspectiva de Elohim. 
Ellos no se ven como víctimas de las circunstancias, sino co­creadores de sus vidas con el 
Creador de  shamayim.  Saben,  están  convencidos  que  Yahweh  está  todavía  tejiendo 
sus vidas como hermosos tapices y él no ha terminado aún.

27 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Renuevo  de  Plenitud  ministerial  implica  llegar  a  ser  un  siervo  como  Abraham,  porque  en 
este tiempo final los que son cubiertos con el manto de Abraham llegarán muy lejos. Allá a 
la distancia, como pequeñas sombras se verán los  Moabim, con el mismo sabor, el mismo 
olor y nada nuevo sucedió en ellos. “Oh, Elohim, ayúdanos a ser los Siervos como Abraham 
de  este  tiempo.  Danos  Renuevo  de  plenitud  en  el  servicio  con  el  manto  de  Abraham. 
Amén”. 

REFLEXIÓN 

1. ¿Culpa usted a otros de cómo te sientes? 

2.  ¿Cuando  los  planes  del  día  se  cambian  por  circunstancias  externas  te  enojas? 

3.  ¿Usted espera que su siervo le presente desafíos en su trabajo? 

4.  ¿Cuando  usted  está  con  sus  amigos,  las  opiniones  de  ellos  influyen  en  tus 
sentimientos? 

5. ¿Usualmente su cónyuge es el que decide que actividades realizar, donde ir y cómo 
gastar el tiempo justo? 

6.  ¿Una  porción  sustancial  de  su  conversación  se  centra  en  cosas  o  relaciones  o 
sentimientos? 

7.  ¿Cómo te sientes cuando los demás ya no te miran como un siervo? 

La necesidad de pr ogr eso en el minister io 

Queridos  compañeros  de  milicia:  somos  pocos  y  tenemos  ante  nosotros  una  lucha 
desesperada;  de  consiguiente,  urge  que  cada  uno  de  nosotros  sea  lo  más  útil  posible  y  se 
esfuerce al grado más alto posible. 

Queridos  compañeros  de  milicia:  somos  pocos  y  tenemos  ante  nosotros  una  lucha 
desesperada;  de  consiguiente,  urge  que  cada  uno  de  nosotros  sea  lo  más  útil  posible  y  se 
esfuerce al grado más alto posible. Es cosa de desear que los siervos de Yahweh sean lo más 
escogido,  sí,  lo más  escogido del  universo  entero, porque  tal  es  la  demanda del  siglo, por 
tanto, respecto a vuestras personas  y talentos individuales, os encargo la divisa: ¡Adelante, 
adelante! Adelante en cualidades personales, adelante en dones, adelante en la conformidad 
a la imagen de Mashiaj. 

En primer lugar, queridos hermanos, creo necesario que me diga a mí mismo  y a vosotros 
que  debemos  avanzar  en  aptitudes  mentales.  No  conviene,  de  ninguna  manera,  que  nos 
presentemos  continuamente  en  la  peor  condición.  Ni  en  la  condición  mejor  valemos  nada 
para El; pero, cuando menos, no hagamos ofrenda con tacha  o defecto por nuestra pereza. 
Amarás  al  Yahweh  tu  Elohim  de  todo  corazón   es  tal  vez  un  precepto  más  fácil  de

28 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


cumplir que amarle con toda nuestra mente; no obstante, debemos entregarle tanto nuestra 
mente como el centro de nuestras afecciones, y nuestra mente bien provista para que no le 
ofrezcamos una cabeza vacía. Nuestro servicio requiere conocimiento de la torah. 

Ya  no  se  toleran  sermones  que  sean  atentados  contra  la  aburrición.  Aun  en  los  distritos 
rurales  de  los que  se  decía  «nadie  sabe  nada»  hay algún  maestro de  escuela,  y  la  falta de 
educación en el predicador será mayor impedimento que antes; pues cuando el orador quiera 
que  los  oyentes  se  acuerden  de  la  torah,  sólo  se  acordarán  de  sus  expresiones 
antigramaticales y las repetirán como una cosa de broma, en lugar de repetir las palabras de 
Elohim con la seriedad que fuera de desear. 

Queridos  hermanos,  debemos  cultivarnos  cuanto  sea  posible,  y  esto  primero,  por  recoger 
conocimientos vastos generales,  y luego, por adquirir discernimiento para poder zarandear 
el montón y, finalmente, por una firme retención, mediante la cual podamos almacenar en el 
alfolí el trigo zarandeado. Estas tres cosas no serán igualmente importantes, pero son todas 
necesarias para ser predicador completo. 

Es preciso, digo, hacer grandes esfuerzos para adquirir conocimientos, especialmente de la 
torah.  No  debemos  limitarnos  a  un  asunto  de  estudio  si  queremos  ejercer  y  desarrollar 
nuestras  facultades  intelectuales  todas...  De  todos  modos,  nuestro  estudio  principal  es  la 
Escritura.  El  trabajo  principal  del  herrero  es  herrar  caballos:  que  tenga  cuidado  en  saber 
hacerlo  bien,  porque  aun cuando  supiera poner  un  cinturón  de oro  a  un  malak,  si  no  sabe 
hacer  herraduras  y  fijarlas  en  las  patas  del  caballo,  fracasará  como  herrero.  Importa  poco 
que sepáis escribir la poesía más brillante si no sabéis predicar un sermón bueno que lleve 
consuelo  a  los  qadosh  y  convicción  de  que  el  errar  es  grave  para  los  que  fallan  y  eran  el 
blanco.  Estudiad  las  escrituras,  el  hebreo,  hermanos,  estudiadla  con  todos  los  buenos 
auxiliares  que  podáis  conseguir,  acordándoos  de  que  hay  facilidades  hoy  que  no  poseían 
nuestros padres y, por lo mismo, se puede en justicia pedir de vosotros que sepáis más que 
ellos. 

Instruíos  bien  sin  hacer  caso  alguno  de  los  que  se  mofan,  ignorantes  de  lo  que  se  trata. 
Muchos oradores no lo son; de aquí los errores que propalan. No perjudica al que lleva la 
palabra más  ardiente  ser un  expositor sano:  le salvará  de  cometer  equivocaciones  dañinas. 
Actualmente,  oímos  predicadores  que  sacan  una  frase  del  contexto  y  gritan:  ¡Eureka, 
Eureka!  como  si  hubiesen  hallado  una  verdad  nueva,  cuando  la  verdad  es  que  no  han 
hallado un diamante, sino un pedazo de vidrio quebrado. Si hubiesen sabido comparar lo del 
ruaj con lo del ruaj o comprendido la sola palabra emunah y no fe, o conocido la sabiduría 
de  los  grandes  escudriñadores  de  las  Escrituras  en  las  edades  pasadas,  no  se  apresurarían 
tanto  a  echar  a  los  cuatro  vientos  la  noticia  de  su  conocimiento  maravilloso.  Hagámonos 
bien  y  profundamente  familiares  con  las  grandes  Palabras  de  Elohim  y  poderosos  en  la 
explicación de las Escrituras. 

Estoy  seguro  de  que  ninguna  enseñanza  durará  y  edificará  mejor  como  la  enseñanza 
expositiva  de  la  Palabra.  Renunciar  del  todo  a  la  enseñanza  QUE  EXORTA  por  la 
expositiva  sería  ir  a  un  extremo  dañino,  pero  no  es  demasiado  si  insisto  que,  si  vuestro 
servicio  ha  de  ser  duradero  y  eficaz,  debéis  llegar  a  ser  expositores.  Para  este  fin  es

29 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


necesario que  comprendáis  la Palabra  vosotros mismos  y  que  seáis  capaces de  comentarla 
de modo que la gente sea edificada por ella. Sed maestros en la exposición de las escrituras, 
hermanos.  Podéis  dejar  de  estudiar  cualquier  obra  por  buena  que  sea,  pero  que  no  se  os 
ocurra  esto  con  la  Tanak:  familiarizaos  con  los  escritos  de  los  sh´liajim  La  Palabra  de 
Mashiaj resida en vosotros en abundancia. 

Por  otra  parte,  colocando  en  primer  término,  y  por  encima  de  todo  otro  estudio,  el  de  la 
Palabra  inspirada, no debemos,  sin  embargo,  despreciar otros  estudios  de utilidad  positiva 
para  el  servicio.  En  los  hechos  históricos  y  en  los  de  la  naturaleza  abundan  enseñanzas 
preciosas sobre el gobierno de Elohim. No temáis instruimos demasiado. Si el favor abunda, 
no os hinchará  la  ciencia, ni dañará  vuestra  emunah  en  la  sencillez de  la  exposición de  la 
torah. 

He  dicho que  es  preciso  aprender  a  discernir,  y  en  estos  días  es  muy  necesario insistir en 
este  punto.  Muchos  corren  en  pos  de  novedades,  encantados  por  cada  nueva  invención. 
Aprended  a  distinguir  entre  la  verdad  y  la  imitación  y  no  seréis  desviados.  Algunos  se 
apegan, como el molusco a la roca, a ciertas enseñanzas antiguas que no son otra cosa que 
errores  antiguos.  Probadlo  todo  con  la piedra de  toque,  la Palabra,  y guardad  lo bueno.  El 
uso del cedazo y el aventador es de gran necesidad. 

Queridos hermanos, el hombre que ha pedido Yahweh que le dé vista clara mediante la cual 
pueda ver la verdad y discernir sus relaciones con el conjunto de la verdad entera, y quien 
por causa del constante uso de sus facultades ha conseguido un justo juicio, este tal está en 
condiciones de ser un guía del ejercito de Yahweh; pero todos no son así. Da pena observar 
cómo muchos aceptan cualquier cosa con tal que se les presente con seriedad. Se tragan la 
medicina de  cualquier charlatán  religioso  (teólogo,  rabino,  clérigo  etc.) que  tenga bastante 
osadía  para  aparecer  sincero.  No  seáis  niños  de  entendimiento,  sino  probad  con  cuidado 
antes de aceptar. Pedid al Ruaj Ha Qodesh que os dé la facultad de discernir, y así podréis 
conducir  vuestros  rebaños  lejos  de  los  pastos  venenosos  y  guiarlos  a  los  pastos  buenos  y 
sanos. 

Te falta poder  del r uaj 

Falta poder, este es el sello que puede ponerse en la hoja de vida de más de un siervo. ¿Por 
qué  tantos  Siervos  tienen  esa  conciencia  vaga e  inquieta  de que  algo  falta  en  su  servicio? 
Tienen  la preparación  inadecuada, han hecho todos  los preparativos  y arreglos  necesarios; 
trabajan fuerte y fielmente; pero todo queda grandemente en un nivel humano. 

Si  tú  confías  en  la  educación  y  preparación,  vas  a  lograr  solamente  eso  para  lo  cual  te 
educaron  y  prepararon.  Si  confías  en  tu  destreza  y  trabajo  fuerte,  obtendrás los  resultados 
que  la destreza  y  el  trabajo  fuerte  y  fiel  pueden producir.  Cuando  confías  en  los  comités, 
obtienes  solamente  lo  que  los  comités  pueden  hacer.  Pero  cuando  confías  en  Elohim  (te 
encomiendas a El), obtienes lo que Elohim puede hacer. 
La obra de Elohim merece lo mejor nuestro; pero la obra de Elohim exige más que nuestro 
óptimo  humano.  La  obra  de  Elohim  siempre  necesita  Su  toque  sobrenatural  agregado  a 
nuestra  esforzada  manera de  vivir en  lo que  se  nos  encomendó.  La  obra  de  Elohim  es  Su

30 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


obra en cooperación con aquellos a los que El llama, para que sean Sus colaboradores. 

La parte de Elohim es suplir el Ruaj Ha Qodesh en toda Su eficacia y poder. Más la nuestra 
es como se le dijo a Yahushua esfuérzate y se valiente pídeme sabiduría y la tendrás. 

Pero  peligramos  de  tener  mejor  educación  y  preparación  en  el  nivel  humano  que  estar 
dotados de poder por parte del Ruaj; corremos el riesgo de ser más diestros y expertos que 
ungidos  por  el  Ruaj.  Podemos  ser  entrenados  para  ser  aptos  como  Siervos,  diestros  y 
expertos en administrar, pero no podemos entrenarnos para ser ungidos y dotados de poder, 
pues esos son las armas del siervo. 

Quizás  la mayor  carencia de  todo  servicio  en  lo que  Elohim nos da  es el otorgamiento,  el 
poder  dado  por  el  Ruaj.  Intentamos hacer  la obra de  Elohim  dependiendo de El en  forma 
solamente  nominal  pues,  de  hecho,  dependemos  primordialmente  de  nosotros  mismos:  de 
nuestra  educación,  entrenamiento,  personalidad,  experiencias  pasadas,  conocimientos  y 
sinceros esfuerzos. 

Quizás el cambio más grande y revolucionario que puede suceder a tu servicio es recibir la 
dimensión de Elohim, y que la vivas continuamente. Una vez que has recibido y vivido esa 
verdadera influencia, no querrás estar sin ella. Debe haber la recepción inicial, la investidura 
inicial  del  Ruaj  Lq  24:49  pero  también  debes  aprender  a  recibir  Su  renovación  día  a  día. 

Que  no  se diga  de  ti,  como  Shaúl  tuvo que  preguntar  a  los  Galatiyim:  "¿Tan necios  sois? 
¿Habiendo comenzado por el Ruaj, ahora vais a acabar por la carne?" Gal 3:3. La voluntad 
de Elohim es que te esfuerces, pero que tu esfuerzo vaya acompañado con el poder dado por 
el Ruaj. 

Elohim ha hecho toda provisión para que recibas tanto de la presencia y poder del Ruaj Ha 
Qodesh como necesitas para vivir y servir eficazmente por y para El. Elohim nunca espera 
que tengas que confiar exclusivamente en tus propios esfuerzos y recursos. El no esperó que 
los sh´liajim y primeros talmidim lo hicieran. 

¿Por qué Yashua dijo a los talmidim que El nombró que no empezaran sus testimonios y el 
servicio  inmediatamente después  de  su  levantamiento?  Ellos  habían  estado  con  él  durante 
tres años, quizá poco más. El los había preparado con todo cuidado, ¿no les había dado la 
autoridad  para  que  Le  representaran  y  proclamaran  su  mensaje?  ¿No  les  había  dado 
autoridad para que usaran Su nombre y echaran fuera los shedim? ¿No se regocijaba El por 
la manera en que Elohim los estaba usando? Lq 10: 17­2 l. 

Pero  fue absolutamente  importante que ellos fueran dotados con  el poder del  Ruaj  en una 


forma especialmente para la obra que iba a ser su cometido. 

Yashua  les  mandó  "no  se  vayan  de  Yerushalayim  a  empezar  el  trabajo  de  inmediato; 
¡todavía no se precipiten a afanarse recargándose de actividades por Mí! Esperen recibir el 
poder del Ruaj. Poned el Ruaj en primer lugar en tu ministerio".

31 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Esta es una lección que todos tenemos que aprender una y otra vez. Ora y suplica a Elohim 
hasta que El te dé Su mensaje, Su palabra para la gente. Luego ora y busca fervorosamente 
su  presencia  en  el  servicio.  También  ora,  hambréate  de  Elohim  y  encomiéndate 
confiadamente a El para que te unja en forma especial mientras diriges o  sirves en alguna 
manera. 

No hagas planes primero para luego pedir a Elohim que los bendiga. Que Elohim te dé Sus 
planes. No hagas preparativos primero para luego pedir a Elohim que los bendiga. Primero 
pide a  Elohim que te prepare. Primero pide a Elohim que guíe no con una oración de diez 
segundos sino que date tiempo para buscar el rostro de Elohim. Luego, pide a Elohim que te 
unja y te dé poder mientras repartes del ruaj en Su nombre. 

Aquellos  que  reciben  la  fresca  bendición  sobre  sus  corazones  antes  de  dirigir,  hablar  o 
cantar en el servicio de  Elohim  en cualquier ocasión particular, verán descender al Ruaj  y 
bendiciendo  a  los  que  están  presentes  mientras  ellos  sirven.  Aquellos  que  dirigen  en  su 
propia suficiencia, sin unción fresca desde lo alto, pueden dar un bello mensaje, cántico u 
otro  servicio  pero  será  absolutamente  estéril  en  el  ruaj.  La  esterilidad  del  ruaj  es  una 
tragedia  continua  en  demasiados  servicios.  Puede  estimular  lo  intelectual,  conmover 
lo emocional y recibir aplausos de la gente; pero los resultados a largo plazo son mínimos. 

Aquellos que están en el servicio, después de preparar cuidadosamente su corazón y tomar 
conciencia  plena  del  fresco  toque  de  Elohim  en  ellos,  no  se  desempeñarán  más 
aceptablemente; pero la dimensión  de Elohim será añadida a  su  servicio. Aquellos que los 
oyen  sentirán  el  toque  de  Elohim  añadido  a  lo  que  dicen,  cantan,  tocan,  predican  o 
cualquiera sea la forma de la actividad de servicio. Reconocer el toque de Elohim les hace 
ponerse más alertas, receptivos, conmovidos por el Ruaj y experimentarán beneficios de su 
presencia y la presencia que es la que trae fortaleza más perdurable. 
El hecho que el especial toque de Elohim esté en ti mientras realizas tu consejería de hoy, 
no  te  garantiza  que  mañana  el  mismo  toque  esté  en  ti.  Aunque  hayas  sido  fuertemente 
ungido en un servicio, no necesariamente vas a vivir lo mismo la próxima vez. No eres tan 
favorito de Elohim que El te bendiga en todo lo que haces sin considerar la constancia de tu 
hambre por El y su ayuda. No tomes por sentado la unción de poder de Elohim. 

La vida en Yashua y la torah es una vida de emunah; el servir es una actividad para la cual 
constantemente nos adueñamos por oración y emunah de lo que reparte el Ruaj Ha Qodesh. 
Una persona del ruaj presuntuosa dirige sin adueñarse diariamente, y a veces a cada hora, de 
la capacitación de Elohim del poder dado por Elohim. 

Experimentamos  tan  poco  del  toque  de  Elohim  en  nosotros  porque  lo  pedimos  tan 
superficial  e  informalmente.  Reconocemos  que  sería  lindo  si  Elohim  bendijera  nuestros 
esfuerzos  y  planes  pero  si  no  lo  hace,  nos  contentamos  con  seguir  adelante  con  nuestra 
propia  fuerza  como  lo  hacemos  con  tanta  frecuencia.  Tendemos  a  preocuparnos  e 
interesarnos  más  por  desempeñar  meritoriamente  nuestra  parte  que  por  la  potente 
intervención  de  Elohim  en nuestros empeños. Tendemos  a  tener más  hambre de  éxito que 
del poder dado de Elohim.

32 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Algunos  de  nosotros  hemos  experimentado  tan  raramente  esa  añadida  dimensión  que  el 
Ruaj  Ha  Qodesh  puede  dar  que,  indudablemente  nos  es  difícil  entender  lo  que  Elohim 
anhela  hacer  en  nuestro  servicio.  Tememos  tender  al  fanatismo.  ¡Nada  de  eso!  Cuando 
Elohim vino en poder sobre Jonathan Edwards hasta que los miembros de la congregación 
se aferraban a los asientos y a los pilares del templo por miedo de caerse al sheól, ¿acaso iba 
y venía Edwards por el estrado mientras arengaba a la gente? ¡Absolutamente no! El estaba 
leyendo  su  mensaje,  sosteniendo  el  papel  a  unos  escasos  veinte  centímetros  de  sus  ojos, 
porque  tenía  miopía,  y  hablaba  con  voz  en  tono  de  conversación  habitual.  La  emoción 
humana o la altura de la voz no equivale al poder del Ruaj. 

La palabra menos emotiva y susurrada que tiene el poder del Ruaj, Puede cumplir muchos 
más  resultados  del  ruaj  que  el  elevado  despliegue  oratorio.  Puedes  trabajar  la  emoción 
mediante  la  psicología  pero  no  puedes  manipular  al  Ruaj  de  Elohim.  Solamente  cuando 
somos  reprimidos  por  el  mensaje  de  Elohim  y  sentimos  por  dentro  la  obra  profunda  y 
tranquila  del  Ruaj  Ha  Qodesh,  sea  en  total  silencio  calmo  o  con  emociones  profundas, 
solamente  entonces  aquellos  que  estén  presentes  serán  tomados  por  el  Ruaj  cuando 
hablarnos, cantamos o dirigimos. 

Yashua dijo que iban a fluir ríos de agua viva desde lo más íntimo de nuestro ser Yhj (Jn) 
7:38  y Yahujanan  agregó que  con  eso  Yashua  quiso decir  el  Ruaj.  Solamente  fluyen  tales 
ríos de agua viva cuando el influjo del Ruaj en nuestro ser es copioso. Sin influjo, no hay 
reflujo, así de simple. 

Los Siervos que tienen almas como desiertos, no vivirán el reflujo del agua viva. Vivir en la 
mínima  experiencia  del  Ruaj  Ha  Qodesh  no  producirá  el  reflujo  de  bendición  del  ruaj  al 
prójimo.  La bendición  del  ruaj proviene  solamente del  Ruaj que  influye  y  refluye tu  vida, 
¿fluyen esos ríos de agua viva de tu vida? No puedes bendecir al prójimo más de lo que tú 
mismo seas bendecido. 

Si sientes la falta de poder del Ruaj en tu vida y servicio, ¿por qué no te decides a mirar a 
Elohim para hallar tu respuesta? Con Elohim no hay tal falta de poder. Cuando Elohim puso 
al Ruaj Ha Qodesh en los setenta ancianos de Yisrael, tal como lo había hecho con Moshéh, 
éste dijo, "quizás todo el pueblo de Yahweh fuese nevii, y que Yahweh pusiera su Ruaj sobre 
ellos" Bem (Nm) 11:29. 

Elohim anhela dar abundantemente su Ruaj a todos sus hijos e hijas, especialmente a todos 
los  que  puso  en  el  servicio  ¿Tienes  hambre  y  sed  de  la  presencia  y  poder  del  Ruaj  tan 
profundamente como Elohim quiere dártelo a ti? 

EFECTIVIDAD DEL SIERVO 

No es simplemente que funcione, sino que el funcionamiento sea efectivo, real y duradero. 
Esta parece ser la norma buscada incesantemente por el mundo de hoy. Cómo  la qahal de 
Mashiaj,  al  acercarnos  a  los  tiempos  finales  tenemos  la  urgencia  y  ahora  es  mucho  más 
fuerte. En muchos ligares de nuestra América Latina hay crisis de servicio. Por lo tanto “SE 
BUSCAN URGENTEMENTE SIERVOS EFECTIVOS”. Yah (Jos) 1:2,7. “Como mi siervo

33 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Moshéh ha muerto, ahora eres tú quien debe maderoar el río Yarden…Lo único que te pido 
es que tengas mucho valor y firmeza y que cumplas toda la Torah que mi siervo Moshéh te 
dio”. 

Los Siervos efectivos llegan a ser muy conscientes acerca del crecimiento y formación de su 
carácter. Ru (Ro) 8:28 nos asegura que cada hecho de sus vidas trabaja para el bien de ellos 
y  conforme a  los propósitos de  Elohim  para  sus  vidas. A  través  de  mucha  gente,  eventos, 
circunstancias  y  asignaciones  de  su servicio, Elohim  configura  el  carácter  y  la  vida  de  un 
creyente a la imagen de su hijo. 

TRES OBSERVACIONES: 

Tres observaciones pueden hacerse acerca del proceso de formación de un Siervo  efectivo. 

∙  Elohim desarrolla a un siervo a lo largo de su vida. 
∙ Elohim usa gente, circunstancias y asignaciones de siervos para darle forma a la vida del 
siervo. 
∙ El Estancamiento en el servicio es a menudo un indicativo de la necesidad de desarrollo y 
crecimiento dentro de la vida de un siervo. 

EL PRINCIPIO DE CARÁCTER. 

Un servidor efectivo fluye del “SER” no del “HACER”. 
Yahujanan  (Jn)  15  exhorta  a  los  lectores  a  permanecer  en  Mashiaj.  Porque  aparte  de 
Mashiaj, los Siervos no tienen nada que ofrecer a aquellos que ellos guían. Este nivel de la 
Formación de Carácter identifica los pasos para un mayor crecimiento y efectividad. 
El servicio, menciona las cinco formas de efectividad y los siete bloqueos de desarrollo. Me 
permito repetir estas formas  y bloqueos haciendo una breve ampliación a los mismos para 
explicarlos.  Las  Cinco  formas  de  Efectividad  y  los  Siete  Bloqueos  de  Desarrollo  son 
importantes para entender cómo los Siervos pueden crecer y desarrollarse. 

CINCO FORMAS DE EFECTIVIDAD DE LOS SIERVOS QUE TERMINAN BIEN. LOS 
SIERVOS EFECTIVOS MANTIENEN UNA POSTURA DE APRENDIZAJE A TRAVÉS 
DE  LA  VIDA.  Los  Siervos  siguen  tres  tipos  de  entrenamiento:  Entrenamiento  Informal­ 
(Crecimiento  personal,  Proyectos,  investigación  personal).  Entrenamiento  No­formal­ 
(Talleres,  Seminarios,  Conferencias)  y  Entrenamiento  Formal­  (Educación  Continua  y 
programas  de  grado).  El  siervo  que  cree  que  no  necesita  aprender  más,  porque  ya  es  un 
experto y todo lo sabe, está en camino a la inefectividad. 

LOS  SIERVOS  EFECTIVOS  RECONOCEN  LA  SELECCIÓN  DE  SERVICIO  Y  LA 


MENTORÍA  COMO  UNA  PRIORIDAD.  Ellos  están  comprometidos  en  ser  mentores  de 
otros  y  tener  mentores  para  ellos.  Están  alerta  a  los  Siervos  potenciales  en  su  círculo  de 
influencia. Un mentor es uno que capacita y forma a otro, invirtiendo su vida para modelar 
para otros. II Co 1:3,4. II Ti 2:2.

34 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


LOS  SIERVOS  EFECTIVOS  SON  PRODUCTIVOS  A  LO  LARGO  DE  SU  VIDA  Y 
TIENEN  UNA  DINÁMICA  EN  SU  SERVICIO  (DECLARACIÓN  PERSONAL  DE  LA 
MISIÓN).  Ellos  tienen  tres  elementos  claves  en  su  Declaración  Personal  de  la  misión. 
(Propósito de las escrituras, Valores y Visión). 

LOS  SIERVOS  EFECTIVOS  TIENEN  EXPERIENCIAS  REPETIDAS  DE 


RENOVACIÓN. Los Siervos efectivos experimentan intimidad con Elohim y debido a esto, 
tal  intimidad  fluye  dentro de  todo  su  ministerio.  El  ingrediente  esencial  del  servicio  es  la 
poderosa  presencia  de  Elohim  en  la  vida  y  servicio  del  siervo.  Estos  Siervos  incorporan 
disciplinas  del  Ruaj  dentro  de  su  diario  caminar.  Ellos  han  aprendido  ha  apartarse  en 
oración  y  ayuno  frecuentemente  con  el  Señor  para  redirigir  sus  servicios  y  alinearlos  al 
propósito de Elohim. 

LOS  SIERVOS  EFECTIVOS  PERCIBEN  E  INTERPRETAN  LAS  CIRCUNSTANCIAS 


EN SU SERVICIO A LA LUZ DE LA FORMACIÓN QUE ELOHIM LE ESTA DANDO 
A  SU  VIDA  A  LO  LARGO  DE  SU  EXISTENCIA.  Elohim  trae  a  través  de  muchas 
experiencias  en  su  vida  los  mecanismos  para  darle  forma  al  servicio  de  los  Siervos.  Los 
Siervos  efectivos  manifiestan  un  crecimiento  consiente  a  la  luz  del  sentido  de  su  destino. 
Cada  circunstancia  por  difícil  que  sea,  ellos  entienden  que  encaja  perfectamente  en  el 
proceso de formación de Elohim para su vida. 

POCOS SIERVOS TERMINAN BIEN 

En  su  investigación  acerca  de  los  siervos,  tanto  históricos  como  contemporáneos,  el  Dr. 
Tobert Clinton de Pasadena, California, descubrió que pocos Siervos realmente terminan la 
carrera bien. Finalizar bien. Podría ser definido como una vida que está: Más enamorada de 
Mashiaj,  más  comprometida  a  su  servicio,  más  dedicada  al  final  de  su  servicio  que  al 
principio. Muchos Siervos comienzan bien, hasta que encuentran turbulencias y conflictos, 
entonces ellos dejan el servicio; otros se desaniman  y  se desilusionan, otros caen víctimas 
de fallas morales, de su compromiso. 

LOS SIETE BLOQUEOS EN EL DESARROLLO 

Estancamiento del desarrollo que impide finalizar bien: El estancamiento del desarrollo de 
un  siervo  es  el  síntoma  de  otros  problemas.  Algunos  de  los  problemas  más  comunes  que 
bloquea el desarrollo y efectividad de un siervo son: 

AUTORIDAD:  Los  Siervos  efectivos  deben  aprender  a  someterse  a  la  autoridad.  Los 
Siervos que tienen problemas para someterse a la autoridad a menudo tienen problemas en 
ejercer la autoridad. Muchas veces el siervo es el que más problemas tiene con obedecer a la 
autoridad. 

ASIGNACIÓN  DEL  SERVICIO:  Muchos  Siervos  dejan  una  asignación  del  servicio 
por  otro  sin  terminar  el  trabajo  en  el  llamado  previamente  asignado.  Finalizar  servicios 
ayuda  a  los  Siervos  a  identificar  lecciones  para  el  futuro  servicio.  Los  Siervos  somos

35 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


tentados a cambiar de función en el servicio  y salir antes de tiempo, porque nos ofrecen un 
puesto  con  mayores  entradas  económicas,  carro  o  casa.  Otras  veces  permanecemos  más 
tiempo del indicado por Elohim en un servicio por temor a quedar sin nada. Aferrándonos a 
lo que tenemos y no entendemos que al hacerlos nos estamos estancando. 

LAS  DOS CARAS  DE  LA  GUERRA.  Los  Siervos  necesitan discernir  la batalla  y  la 
guerra en el ruaj. NI culpar de todos los conflictos y problemas a las guerras del ruaj, NI ser 
ciego a esa guerra. Equilibrio. A veces los Siervos culpamos al adversario y a los demonios, 
de  lo  que  ha  sido  nuestro  descuido,  negligencia  y  falta  de  tacto.  El  siervo  efectivo  sabe 
discernir  los  ataques  que  vienen  del  adversario  y  los  que  vienen  por  nuestra  indisciplina. 
Muchos Siervos están bloqueados por no asumir sus responsabilidades en la vida y culpar al 
adversario, de lo que ha sido producto de su liviandad y ligereza. 

CONOCIMIENTO  DEL  LLAMADO:  Los  Siervos  frecuentemente  siguen  en  sus 


tareas  sin  un  claro  entendimiento  de  su  propio  conocimiento  del  llamado.  Ellos  fallan  en 
integrar  previas  lecciones dentro  de  las decisiones  que hacen para el  futuro.  NO  podemos 
servir efectivamente sin un claro conocimiento del llamado. Saber de donde vengo, por qué 
estoy donde estoy y hacia donde me dirijo. 

AMBIC IÓN: Expansión de influencia y desafíos de nuevos en el servicio pueden disfrazar 
el  egoísmo  ambicioso  de  un  siervo.  Oh,  la  ambición  egoísta  está  carcomiendo  a  muchos 
Siervos y estancándolos. Muchas ambiciones están siendo disfrazadas con la célebre palabra 
de Visión. Muchos llaman visión de Elohim lo que es su propia ambición 

PROCESO NEGATIVO:  Elohim  a menudo usa experiencias negativas para desarrollar 


el  carácter  de  los  Siervos.  Desafortunadamente  cuando  esto  sucede  muchos  Siervos  dejan 
las asignaciones en lugar de trabajar a través de estos aspectos negativos. Jamás olvidemos 
que  el  proceso  negativo  forma  parte  de  la  formación  de  Elohim  en  nuestra  vida.  Muchos 
Siervos  hoy quieren la corona de oro sin antes tomar la de espinas. Quieren sentarse en el 
trono sin antes ir al madero. 

ACCIÓN  DE  LA  CARNE:  A  menudo,  Siervos  agresivos  se  mueven  adelante  de  la 
guianza  de  Elohim,  en  vez  de  esperar  la  dirección  del  Señor,  ellos  presumen  que  Elohim 
bendecirá  sus  planes  humanos.  Frustraciones  y  pérdida  de  efectividad  pueden  guiar  a  la 
carne a actuar o a la falla moral. Este enemigo de la carne aún vive con nosotros y se sienta 
en la oficina pastoral muy cerca de nuestra silla. 

Yohoshua fue un siervo efectivo, porque supo esperar la guía de Elohim en su vida. Amado 
compañero del llamado a servir, al acercarnos a un nuevo milenio, Vamos a revisar nuestra 
vida  y  dar  los  pasos  necesarios  para  ser  Efectivos  según  los  ojos  de  Elohim  y  no  de  los 
hombres y quitar estos siete bloqueos que nos pueden destruir recordando las palabras del 
Sh´liaj Shaúl: “ No sea que yo habiendo sido heraldo, terminé descalificado” . 

CONSEJ OS PARA PASTORES 

Siervo de Mashiaj  y un asalariado: "Mas el asalariado, y que no es el pastor, de quien no

36 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


son  propias  las  ovejas,  ve  venir  al  lobo  y  deja  las  ovejas  y  huye,  y  el  lobo  arrebata  las 
ovejas y las dispersa" Yhj (Jn) 10:12. 

A. Asalariado: busca su seguridad económica, puede ser llamado de Elohim  y ungido, pero 
no pasa la primera prueba: Vivir por la Emunah.  "Ni de alforja para el camino, ni de dos 
túnicas, ni de calzado ni de bordón; porque el obrero es digno de su alimento" Mt 10:10. 

Va donde le ofrecen más: dinero, seguridad, honra, posición. 

Ten cuidado con el errar de la envidia. Es muy sutil y se disfraza de muchas maneras. Si tus 
miembros reciben buenos alimentos y buenos consejos por bocas de otros, alégrate cómo lo 
harías si un profesor de escuela o un médico ayudase a tus hijos. No te sientas amenazado, 
pues tenemos diferentes dones. No tengas envidia de tus superiores si las ovejas le buscan. 
Cuidado con este demonio pues aparece en los mejores corazones. No codicies los dones de 
otros.  Desarrolla  los  tuyos.  No  codicies  el  dinero  de  otros,  ni  su  éxito,  ni  el  número  de 
asistentes  que  tenga.  Tendrás  que  dar  cuenta  ante  Elohim  de  ti,  no  del  hermano.  No  te 
alegres cuando tu enemigo fracase, ni cuando se vayan las almas. No tengas envidia de tus 
mayores  cuando  las  almas  le  respetan.  Eso  no  quita  de  ti  el  respeto  que  mereces. 

Ten cuidado de no tocar la alabanza que le pertenece sólo a Elohim. No saborees la alabanza 
del  pueblo  (cuando  te  alaban  a  ti).  No  la  busques  pues  ocasionará  envidia  en  los  débiles. 

No  comercialices  con  los  dones  que  Elohim  te  ha  dado,  como  por  ejemplo,  el  don  de 
sanidad. 

Guarda la unidad del Ruaj en el vínculo del shalom a toda costa. No digas nada que ofenda 
al hermano. Guarda la unidad: 

En casa: la contienda te debilita y te deprime. 

En tu qahal: Entre otras qahal que son, de verdad, establecidas por Elohim. 

Respeta la obra de otros. No actúes con motivos de rivalidad. 

No recibas miembros de otras comunidades sin avisar y consultar con el pastor. 

Trata a otros como deseas que te traten a ti. 

Somos del mismo equipo. Tenemos un enemigo común. 

Utiliza el tacto y la cortesía. Sé compasivo y comprensivo. 

El siervo de Yahweh no debe ser contencioso sino paciente. 

No  actúes  como  señor  sobre  la  heredad  de  Elohim.  Las  ovejas  son  de  Yahweh  y  la  mies 
también. Protégelos de los lobos rapaces y falsos maestros, pero por amor a ellos y dando tu

37 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


vida por las ovejas. Respeta el campo de labor de otro. 

Si tienes que corregir o disciplinar mostrando indignación qadosh, que sea del Señor y no de 
tu ego ofendido, sino toma el lado de Elohim. 
A veces, la indignación es qadosh y necesaria. Utiliza ese don para edificar no para destruir. 

No  prediques  lo que  no  estás dispuesto  a practicar.  La  gente  percibe  a  un hipócrita desde 
lejos.  Aunque  prediques  por  encima  de  tu  experiencia,  anhela  llegar  a  tus  predicaciones. 
Sigue alcanzando metas más altas. No las olvides después de haberlas expuesto. La Palabra 
es una espada de dos filos, deja que trabaje tu corazón hasta corregirte. Ten cuidado de ti y 
de la doctrina. "El labrador tiene que probar el fruto primero", "Tú que enseñas a otros, ¿no 
te enseñas a ti mismo?" Ru (Ro) 2:21. Tengamos cuidado de ver la paja del otro sin tener 
nuestros ojos limpios para juzgar con imparcialidad. 

No pierdas el entusiasmo por la obra. 

Esta  atento  en  guardar  la  palabra  ante  las  invasiones  de  enseñanzas  fuera  de  la  torah. 

Guárdate de la mucha actividad, ya que te roba tiempo con Yahweh y su palabra. 

Si predicas una hora, necesitas por lo menos dos: una para preparar tu corazón y la otra para 
tener el poder de comunicar el mensaje al pueblo. 

Edifícate en tu Emunah, orando en el Ruaj Ha Qodesh. Ponte la armadura antes de salir al 
combate. 
El hombre es lo que es de rodillas, no sólo en la bima. Procura estar lleno del Ruaj y de la 
palabra antes de predicar. 

La unción es esencial. Las palabras de Elohim deben ser ungidas con el aceite fresco, sino 
producen muerte y la qahal muere aunque seas ortodoxo en tus sermones. 

Guárdate del cinismo, de la crítica y de calumnias. 

No utilices a otros para tus beneficios personales. 

No  intentes  ser  el  centro  de  atención.  Retírate  a  solas  como  lo  hizo  Mashiaj  cuando 
quisieron coronarle como Rey. Que la gente no se canse de tu presencia. 

No intentes con el mucho hablar dominar, manipular o controlar. Lo que hay en exceso no 
tiene  mucho  valor.  Que  tus  palabras  sean  pocas.  Da  lugar  a  otros  para  que  crezcan,  no 
"sofoques" al nuevo. 

No  juzgues  nada  según  los  comentarios,  chismes  y  calumnias  sin  escuchar  antes  ambas 
partes. No prejuzgues sin conocer los hechos. "Y le hará entender diligente en el temor de 
Yahweh.  No  juzgará  la  vista  de  sus  ojos,  ni  argüirá  por  lo  que  oigan  sus  oídos;  sino  que 
juzgará con justicia a los pobres, y argüirá con equidad por los mansos de la tierra..." Yesh

38 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


(Is) 11:3­4. 

No vendas tus principios morales por el éxito temporal. 

Dedícate a la lectura de la palabra y al estudio juicioso de la raíz del hebreo para encontrar 
la  rica  savia  del  olivo  natural,  allí  te  encontraras  con  la  ayuda  de  ruaj  Ha  qodesh  la 
verdadera revelación. 

Transmite el entusiasmo por la Palabra que Elohim puso en tu corazón. 

No seas rancio ni repetitivo. 

No  te  apartes  dedicándote  más  tiempo  a  la  lectura  que  a  las  ovejas.  El  estudio  debe  ser 
coordinado  con  estar  y  escuchar  las  necesidades  del  pueblo.  El  médico  que  recita  sin 
diagnosticar hará más daño que bien en el enfermo. Saca tus enseñanzas de tu trato con tus 
enfermos; ellos necesitan médico. 

Elohim  oyó  el  clamor  del  pueblo  de  Yisrael  y  vio  su  sufrimiento.  Él  se  compadeció  de 
nosotros. Haz tú lo mismo. 

Intenta oír, no estés siempre hablando. 

No actúes sin estar guiado por el Ruaj Ha Qodesh. No des la bendición sin que  Elohim  lo 


indique.  No  impongas  las  manos  sobre  nadie  sin  estar  ungido  y  lleno  de  Emunah.  Las 
manos vacías, como las nubes vacías, endurecen al pueblo y llegarán a estar desengañados. 

Predica y vive: 

el señorío de Mashiaj. 

La soberanía del Ruaj Ha Qodesh en cada reunión y en cada actividad. 

La supremacía de los dones sea según el orden que Elohim ha puesto. 

No pongas soldados rasos por encima de los siervos reconocidos. 

La imposición de manos tiene un orden el mayor bendice al menor. 

Elohim tiene un propósito en cada servicio. Controla todas las actividades que obren a bien 
a  realizar  la  meta  y  la  obra  del  Ruaj.  No  intentes  ir  en  muchas  direcciones  para  llenar  el 
espacio de tiempo. ¿Cuál es el propósito del Ruaj? Síguelos en tu enseñanza, en la alabanza, 
en las oraciones. Que la reunión sea un concierto bien armonizado, no un caos de confusión. 

Las  lágrimas de un  Ruaj  contrito quebrantado  y  humillado aclaran  la visión  y  restauran  la 


unción del Ruaj. Cuando se secan las lágrimas del pastor, se secan las vidas de los oyentes y 
la tierra seca no produce fruto bueno sino solamente el fruto natural de la tierra: divisiones y

39 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


amarguras. 

Procura colaborar con el Ruaj Ha Qodesh en elevar las almas en alabanza con instrumentos. 
No permitas una alabanza que le apetece a la carne y satisface a las almas carnales. Procura 
agradar  a  Elohim  y  rendirte  a  Él.  No  contentes  a  la  carne  y  contristes  al  Ruaj  Ha  Qodesh 
intentando agradar a la gente. Aharón oyó el clamor de la gente y trajo el juicio de Elohim 
sobre  todos  con  su  becerro  de  oro.  Cuando  cada  persona  pone  su  anillo  o  arcilla  para 
fundirlos  y  cada  uno  tiene  su  opinión,  se  produce  un  ídolo,  trae  el  furor  de  Elohim.  Ten 
cuidado de  la  entrada  del  mundo  y  del  Ruaj  del  mundo  en  la  congregación  a  través  de  la 
música y ritmos seculares. 

RENUNCIAS 

RENUNCIO: 

Al derecho de ser ofendido. 

Al derecho a mi tiempo libre, de hacer lo que me parece. 

Al derecho de hacer lo que quiero con lo que es mío, posesiones, dinero, etc. 

Al derecho a tener lástima propia. 

Al derecho a la auto justificación de argumentar en mi propia defensa. El Cordero de 
Elohim no abrió su boca ante los trasquiladores. 

Al derecho a ser comprendido. 

PELIGROS EN EL DESARROLLO DEL SERVICIO 

NO APLICAR LA PALABRA A UNO  MISMO. Cuando  Elohim nos da una revelación o 


una  palabra,  aplícalo  primero  a  tu  vida  y  no  pienses  que  siempre  es  para  otros.  Debemos 
tomar  del  agua  que  ofrecemos  a  otros.  Lo  que  nos  alimenta,  alimentará  a  otros. 

Elohim  trabaja  en  nosotros  primeramente.  Luego  lo  podemos  compartir  a  los  demás. 

Ten cuidado del profesionalismo; esto produce un caparazón que impide la luz en nosotros. 

Cuando Elohim nos da una revelación El campesino tiene que comer del fruto que cosecha 
primeramente. 

La falta de juzgarnos a nosotros mismos. Tenemos que ser quebrantados regularmente sino 
nos  endureceremos,  pensando  que  conociendo  la  palabra  y  predicando  es  lo  mismo  que 
obedecerla.  No  lo  es.  "Ten  cuidado  de  ti  mismo  y  luego  de  la  torah" ,  dice  Shaúl. 

Las  palabras  no  tienen  fuerzas  si  su  fundamento  no  es  de  hecho,  con  obras.  Debemos

40 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


merecer  y  ganar  el  derecho  de  ser  escuchados.  Que  el  cumplido  más  grande  sea  nuestro 
ejemplo  y  no  sobre  la  enseñanza.  Como  decía  Shaúl:  "Seguidme  a  mí  como  yo  sigo  a 
Mashiaj".  El  mal  ejemplo  deshace  la  efectividad  del  mensaje.  Es  mejor  que  nos  lean  a 
nosotros antes que a las enseñanzas. El que recibe más tiene mayor responsabilidad delante 
de  Elohim.  Al  que  más  se  le  da  más  se  le  demanda.  Al  tener  más  luz,  tenemos  más 
obligaciones. 

CÓMO CONOCER LO FALSO DE LO VERÍDICO 

1. El ladrón viene a: 

A) ROBAR:  ovejas. 

B) MATAR: el Ruaj es apagado, las almas se mueren bajo su autoridad. Se hacen cada día 
más carnales. Más tolerantes al errar. 

C) DESTRUIR: causa divisiones, buscando lo suyo, levantando calumnias, chismes. 

Lisonjea con la lengua. Adula, pasa la mano, busca ganar el afecto, el corazón de la gente 
con palabras suaves. 

"Porque en la boca de ellos no hay sinceridad; sus entrañas son maldad, sepulcro abierto es 
su garganta, con su lengua hablan lisonjas" Teh (Sal) 5:9. 

"El que anda en chismes descubre el secreto" Mis (Pr) 20:19. 

"El  hombre  que  lisonjea  a  su  prójimo.  Red  tiene  delante  de  sus  pasos"  Mis  (Pr)  29:5. 

"Y le sucederá en su lugar un hombre despreciable, al cual no darán la honra del reino; pero 
vendrá sin aviso y tomará el reino con halagos" Dn 11:21. 

“Porque nunca usamos las palabras lisonjeras, como sabéis, ni encubrimos avaricia; Elohim 
es testigo" 1 Tes. 2:5. 

"Más os ruego hermanos, que os fijéis en los que causan divisiones y tropiezos en contra de 
la torah  que vosotros habéis aprendido y que os apartéis de ellos. Porque tales personas no 
sirven a nuestro Señor Yashua Ha Mashiaj sino a sus propios vientres y con suaves palabras 
y lisonjas engañan los corazones de los ingenuos" Ru (Ro) 16:12­17. 

"...  para  que  ya  no  seamos  niños  fluctuantes,  llevados  por  doquiera  de  todo  viento  de 
doctrina, por  estratagema  de hombres que para  engañar  emplean  con  astucia  las  artimañas 
del error,..." Ef 4:14. 

“Y  si  sobre  este  fundamento  alguno  edificare  oro,  plata,  piedras  preciosas,  madera,  heno, 
hojarasca,  la  obra  de  cada  uno  se  hará  manifiesta;  porque  el  día  le  declarará, pues  por  el

41 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


fuego será revelada; y la obra de cada uno cuál sea, el fuego la probará. Si permaneciere la 
obra de alguno que sobre edificó, recibirá recompensa. Si la obra de alguno se quemare, él 
sufrirá pérdida, si bien él mismo será salvo, aunque si como por fuego. ¿No sabéis que sois 
templo  de  Elohim  y  que  el  Ruaj  de  Elohim  mora  en  vosotros?  Si  alguno  destruyere  el 
Templo  de  Elohim,  Elohim  le  destruirá  a  él;  porque  el  templo  de  Elohim,  el  cual  sois 
vosotros, kadosh es." 1 Co 3:12­17. 

Inflados  de  la  soberbia,  llenos  de  su  propia  importancia.  Miran  con  desprecio  al  pobre, 
débil; creen que están en una clase especial sin actitud de siervos. No saben lavar los pies, 
sino abrillantarse los zapatos. Sus medallas no son el vituperio, el sufrimiento, las cárceles y 
los azotes, sino sus certificados y el aplauso de la gente. 

Van  perdiendo  la  Emunah  en  el  poder  del  Ruaj  y  lo  ponen  en  el  poder  adquisitivo  del 
dinero. ¡Evíteles! 

CÓMO CONOCER LA ENSEÑANZA 

Son textos sin revelación. Profesión sin poder, nubes sin agua. Sabiduría humana en vez de 
la sabiduría que viene de lo alto. 

La enseñanza debe ser dirigida a la conciencia. Debe despertar la conciencia con la vista de 
influenciar  la  voluntad.  La  enseñanza  que  se dirige  a  las  emociones  y  estimula  los deseos 
del  alma  no  produce  la  vida  en  Mashiaj  en  los oyentes.  No  tenemos  que  buscar  sólo  una 
reacción  inmediata  sino  una  renovación  del  hombre.  La  palabra  obliga  a  la  voluntad  de 
cambiar de dirección en el estilo de vida. La torre de control en los aeropuertos está siempre 
dando  instrucciones  a  los  pilotos  y  éstos,  a  su  vez,  van  cambiando  y  corrigiendo  sus 
posiciones  según  las instrucciones. El  Ruaj  Ha  Qodesh  es  nuestra  torre de  control, nos va 
indicando dónde la qahal se ha desviado del curso planificado. Nosotros, sus embajadores y 
representantes, debemos a Elohim y a la qahal corregir y exhortar a ésta para evitar que nos 
estrellemos.  El  piloto  que  no  obedece  a  las  instrucciones  de  la  torre  de  control  será 
responsable de todos los de abordo. Shaúl dice:  “ Guarda tu alma y las palabras de 
la Torah,  y  los allanaras  a  ellos delante de ti siempre,  y si haces  de ese 
modo salvaras  además de  tu  alma, también el  alma de  tus  oyentes”   a  Ti 
4:16. 
Cuando la palabra es dada en el poder y bajo la unción del Ruaj con claridad y en acuerdo 
con  la  palabra  de  Elohim,  despierta  la  conciencia  y  produce  cambios  en  las  vidas  de  los 
oyentes. También esa palabra provoca división entre los pensamientos del alma  y el deseo 
del Ruaj y discierne las intenciones y las motivaciones del corazón. Elohim utiliza la locura 
de la enseñanza para salvar a quienes que creen, purificar a los qadosh y prepararlos para la 
obra del servicio. 

Muchos  vienen  a  oír  sólo  para  recibir  comida,  pero  la  enseñanza  que  no  les  prepara  para 
hacer la labor de llevar las buenas nuevas y obra no está cumpliendo la misión de darles de 
comer sin ponerlos a trabajar. Esto es hacer la obra de Elohim a medias.

42 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


La qahal que está llena de espectadores y oyentes olvidadizos que no ponen en práctica las 
enseñanzas  y  advertencias  de  Elohim  es  una  qahal  que  está  muriendo.  Pronto  se  escucha 
sobre sus portales "Icabod" "La gloria se ha traspasado" 1 Shm 4:21. La enseñanza que tiene 
como  meta  una  emoción  pasajera  sin  instruir  en  justicia  está  haciendo  un  perjuicio  al 
pueblo.  La meta  de  la  enseñanza  es  la  de  llevar  a  la  qahal  a  ser  apartada  y  al  servicio,  al 
Mizbéaj  del  apartamiento  y  a  la  mies.  De  agonizar  en  parir  hijos  en  el  ruaj  y  de  luchar  y 
vencer las obras del adversario. De  instruir almas  y librar cautivos. Tenemos las armas de 
milicia  muy  poderosas,  ¡ay!  aquél  que  utiliza  la  espada  para  untar  mantequilla  y  no  para 
cortar  el  fallar  del  corazón.  ¡Ay!  del  siervo  cobarde  que  buscando  sus  propios  intereses 
refrena su espada de sangre. "Exalten a Elohim con sus gargantas y espadas de dos filos en 
sus  manos"  Teh  (Sal)  149:6,  " Maldito  el  que  hiciere  indolentemente  la  obra  de 
Yahweh y maldito el que detuviere de la sangre su espada"  Yir (J r) 48:10. 

CÓMO DIFERENCIAR AL ASALARIADO DEL SIERVO 

Un  asalariado  es  uno que  ocupa  un  lugar que  no  le  corresponde.  No  tiene  el  servicio  que 
profesa  tener.  Puede  que  tenga  un  trabajo,  pero  está  en  un  sitio  donde  Elohim  no  le  ha 
llamado.  Pastorean  personas  que  están  en  rebelión  y  que  han  causado  división,  toman  el 
cuidado de  un  grupo  de  personas  disidentes  y  calumniadoras  que  intentan  darle  cobertura 
tomando parte de los errores ajenos 1 Ti 5:22. 

El siervo de Elohim está llamado a una obra que él ocupa, en el sitio donde Él ha enviado y 
a  un  grupo  de  personas  que  Elohim  ha  reunido.  Hay  tantos  grupos  de  personas  que  han 
colgado  a sus pastores y buscan a alguien que les diga sólo lo que quieren oír... Y muchos 
siervos inútiles que, por motivos personales, se aprovechan de la situación. Es deplorable lo 
que se está produciendo en el mundo entero con este estado. Hay una ignorancia abismal en 
el gobierno de la qahal y una falta de respeto a los siervos anteriores. 

El  que ocupa un  lugar que no  le  corresponde  y va  donde no ha sido  enviado  está  en  gran 
peligro.  Sus  credenciales  lo  han dado los  hombres  buscando  extender sus  reinos  y  causan 
más daño que bien en la mies del Señor. Éstos que se han llamado a ellos mismos causan 
una deshonra entre los del mundo y terminan teniendo rivalidades y envidias. 

Si, por lo menos, predicasen la torah, aunque con motivos impuros se podía tolerar, pero de 
sus  corazones desviados sacan  teorías distorsionadas que  engañan  a  los inestables.  "...para 
que  ya  no  seamos  niños  fluctuantes  llevados  por  doquiera  todo  viento  de  enseñanza,  por 
estratagema de hombres que para engañar emplean con astucia las artimañas del error" Ef. 
4:14. Es tiempo de enseñar las diferencias entre la verdad y la mentira y entre lo que es de 
Elohim  y lo que el enemigo siembra. Pues el enemigo ha sembrado mucha cizaña entre el 
trigo mientras hemos estado durmiendo. 

Sin duda alguna, hay grupos que se han despertado por abusos de autoridad o por la entrada 
de doctrinas erróneas y han salido buscando pastos verdes. Están en la memoria y uno tiene 
que estudiar los casos detalladamente antes de poner las manos a la ligera sobre nadie. "No 
impongas  con  ligereza  las  manos a  ninguno, ni participes  con pecados  ajenos.  Consérvate

43 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


puro" 1 Ti 5:22. 
Sin estructura, la sociedad se derrumba, ¡cuánto más la qahal! Elohim ha puesto un orden y 
una  estructura  y  un  sistema  de  gobierno  y  su  qahal  debe  edificarse  según  el  plano  de 
shamayim. Imagínese unos albañiles novatos inexpertos edificando una casa sin planos y sin 
capataz. Cada uno siguiendo sus inclinaciones. 
Si  quiere  ver  la  qahal  en  un  su  estado  en  el  ruaj  mira  a  Yisrael.  Rodeado  de  enemigos 
dedicados  a  su  destrucción,  una  amenaza  del  norte  inminente,  los  Siervos  rindiendo 
territorio  ya  conquistado  para  apaciguar  a  los  enemigos  y  unas  divisiones  serias  en  el 
gobierno del mismo. 

Espero  que  Elohim  nos  despierte  a  nosotros  los  guardas  sobre  el  muro,  tocar  el  shofar  y 
avisar  al  pueblo.  Que  el  dolor  que  sintió  Nejemiyáh  nos  apasione  a  nosotros  y  que  nos 
unamos  ante  el  avance  de  las  tinieblas,  desde  dentro  y  desde  afuera  de  la  qahal.  Amén. 

"Mas el asalariado, y que no es el pastor de quien no son propias las ovejas, ve venir al lobo 
y deja las ovejas y huye, y el lobo arrebata las ovejas y las dispersa" Yhj (Jn) 10:12. 

El  asalariado: busca  su  seguridad  económica, puede ser  llamado de  Elohim  y ungido pero 


no pasa la primera prueba: "...ni de alforja para el camino, ni de dos túnicas; ni de calzado, 
ni de bordón; porque el obrero es digno del alimento" Mt 10:10. 

Va donde le ofrecen más dinero, seguridad, honra, posición. 

No tiene amor por las ovejas ya que no son suyas sino del pastor anterior o de la qahal, no 
siente carga por ellos. 

No da  su  vida por  las ovejas.  Cuando  llega una  situación  violenta  en que  tiene  que  elegir 
entre su prestigio, su posición, su salario y las ovejas, las deja y busca sus intereses primero, 
busca salvarse. No soporta la vergüenza de perder su fama. 

Éstos  duran  por  un  tiempo;  parecen  buenos  pastores,  pero  con  el  tiempo  se  manifiesta 
quiénes son. Van buscando mejorar sus posiciones, subiendo la escalera. 
Luego  pierden  la  unción  y  se  vuelcan  en  programas,  más  educación,  más  títulos  o  al  no 
poder edificar el rebaño optan por edificar templos memoriales a su nombre. 

Les gusta estar entre Siervos, reuniones de pastores, gente importante, viajes, etc. 

No tienen corazón de pastor, pues han perdido lo que tuvieron y han vendido su unción por 
su posición. 

No  dudes de  tu discernimiento,  cuando oigas  la  voz  del  Ruaj en  su  interior.  Haz  caso del 
aviso  en  su  Ruaj.  Tú  eres  la  puerta  de  las  ovejas,  como  pastores  bajo  el  pastor  principal. 

No dejes que entren lobos rapaces " Por tanto, mirad por vosotros, y por todo el rebaño en 
que el Ruaj Ha Qodesh os ha puesto por siervos, para apacentar la qahal del Señor, la cual él 
ganó  por  su  propia  sangre.  Porque  yo  sé  que  después  de  mi  partida  entrarán  en  medio  de

44 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


vosotros los lobos rapaces, que no perdonarán al rebaño" Mif (Hch) 20:28­29. 
Buscan arrastrar tras sí a los discípulos. Velad por el rebaño. Shaúl amonesta con lágrimas 
(las lágrimas muestran el corazón de pastor). 

El  trabajo  de  pastor  es  la  extensión  de  la  obra  de  Mashiaj.  Es  una  unción  especial  para 
cuidar las ovejas y llevar los corderos en brazos. 

Ten cuidado de los que trasquilan las ovejas y buscan lana y leche. Al final se los comerán. 

Nubes sin agua con apariencia que va a llover, pero te dejan secos, árboles sin fruto, hojas, 
sin el fruto del amor. 

Desarraigados,  dos  veces  muertos,  cortados  de  la  vid,  pero  siguen  hablando. 

"Por su fruto los conoceréis" Mt 7:16. Las enseñanzas desequilibradas, verdades teológicas 
(que no son medicina para el caso presente), la sabiduría rabínica. Medicina que no es para 
enfermos. Tiene efectos secundarios: endurece, hace perder la Emunah. Quienes levantan la 
Emunah como panacea de todos los problemas. Sin equilibrio. Siempre es la otra persona la 
que tiene que tener Emunah, no ellas 

La Emunah viene por el Ruaj, sino es presunción. La presunción es una Emunah falsificada. 
La sanidad es producto de compasión cuando el Ruaj Ha Qodesh está presente para sanar. 

EL HOMBRE QUE 

ELOHIM VA A USAR CUANDO LLEGUE EL RESURGIMIENTO DE 
YISRAEL DE LAS NACIONES 

TEXTO BASE: Yir (Jr) 4:19 En el año 627 a.C. Yirmiyáhu tenia aproximadamente 20 años. 
Yahudáh pasó por 4 decadencias y 3 grandes avivamientos. En época del rey Yosiyahu, fue 
en la que sucedió el último avivamiento del pueblo de Elohim antes de la cautividad. En el 
primer perek del libro de Yirmiyáhu en  pesuk 19, 9 veces dice "Me dijo  Yahweh". 

El  haber  recibido  la  palabra  intima  de  Elohim  a  nuestro  corazón  produce  en  nosotros 
primeramente  VALENTÍA  consecuentemente  CONFIANZA.  Cuando  hemos  recibido  una 
palabra  de  Elohim  para  nuestro  trabajo,  para  nuestra  vida,  NO  IMPORTA  LAS 
CIRCUNSTANCIAS,  ESA  PALABRA  NOS  SOSTENDRÁ,  en  medio  de  las  luchas  y 
pruebas  REGRESA  AL  DÍA  EN  QUE  TE  LLAMO,  RECUERDA  SUS  PALABRAS  Y 
PODRÁS SEGUIR ADELANTE SIN DESFALLECER. 

Este planeta se encamina al regreso de las tribus dispersas de Yisrael más grande de toda la 
historia humana, muchos dicen que en distintos puntos de la tierra hoy se está produciendo 
esto,  HOY  SOLO  HAY  UN  DESPERTAR,  QUE  DESEMBOCARÁ  MÁS  ADELANTE 
EN  ESE  GRAN  ACONTECIMIENTO,  (no  confundamos  gordura  con  hinchazón),  "LO 
QUE ESTÁ POR DELANTE ES MUCHO MEJOR".

45 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Cuando llega el DESPERTAR el Padre sana la tierra, hoy todavía no se produce esa sanidad 
de las naciones, de los pueblos, no aun, PERO VIENE UN DESPERTAR MÁS GRANDE 
AUN  QUE  LA REFORMA.  LA  PREGUNTA  QUE  NOS  DEBEMOS  HACER  ES  ¿QUÉ 
HOMBRES  USARÁ  ELOHIM  EN  ESE  DESPERTAR?  Primeramente  el  hombre  que 
anhele  el  DESPERTAR,  no  la  fiesta, sino  el que brota de la  IQADASH  DEL  REINO  DE 
ELOHIM,  usará  a  aquel  que  interprete  y  represente  el  sentir  del  corazón  de  Mashiaj. 
CUATRO CARACTERÍSTICAS DE ESE HOMBRE 1. UN HOMBRE QUE VIVA EN LA 
PRESENCIA DE ELOHIM: IYOB (JOB) 42:5­6 

Estar  en  la  presencia  de  Elohim  trae  arrepentimiento,  quebrantamiento,  Yeshayáhu  6:5A 
produce  humillación,  nos  aparta.  Primero  el  quebrantamiento  luego  la  unción,  primero  la 
carne  que  se  muere  y  luego  el  Ruaj  se  vivifica.  Vivir  en  la  presencia  de  Elohim  trae  una 
NUEVA DISPOSICIÓN. Yirmiyáhu  contempla y  expone su  condición  YIRMIYÁHU 1:6, 
pero  viene  el  soplo  y  la  encomendación  de  Elohim,  YIRMIYÁHU  1:7­10  y  ante  esta 
presencia  tremenda  Yirmiyáhu  no  puede  más  que  entregarse  al  propósito  de  Elohim. 
Escucha palabras frescas para la Qahal hoy, para tu propia vida, YIRMIYÁHU 1:17­19 "Tu, 
pues, ciñe tus lomos, levántate, y háblales todo cuanto te mande; no temas delante de ellos, 
para que no te haga yo quebrantar delante de ellos. Porque he aquí que  yo te he puesto en 
este día como ciudad fortificada, como columna de hierro,  y como muro de bronce contra 
toda esta tierra, contra los reyes de Yahudáh, sus príncipes, sus kohanim, y el pueblo de la 
tierra. 

Y  pelearán  contra  ti,  pero  no  te  vencerán;  porque  yo  estoy  contigo,  dice  el  Adonai,  para 
librarte". ESTA PALABRA ES PARA EL QUE VIVE EN LA PRESENCIA DE ELOHIM, 
es  el  encuentro  de  Yahujanan  en  Patmos,  de  Yaaqóv  en  Beit­el,  de  Shaúl  camino  a 
Damasco. EL QUE VIVE EN  SU  PRESENCIA NO  VA A HACER UN SIMPLE RUIDO 
RELIGIOSO,  VA  A  LLEVAR  EL  FUEGO  DE  ELOHIM,  EL  ESTIGMA  DE  SU 
PRESENCIA,  LAS  MARCAS  DE  HABER  ESTADO  CON  ÉL.  2.  EL  HOMBRE  QUE 
ELOHIM  VA  A  USAR  EN  EL  GRAN  RECOLECCION  DE  SU  PUEBLO  CAMINARÁ 
EN INTEGRIDAD. 

No habrá hipócrita  que  no sea descubierto por  el  Ruaj  Ha  Qodesh.  Atención,  cuidado,  "el 
que cree que a él no le puede ocurrir nunca una caída NO SE DESCUIDE". No debe bajar la 
guardia  NUNCA.  El  que  conociendo  de  la  fragilidad  humana  se  suelta  deL  FAVOR  de 
Elohim  cae.  El  salmista  escribe  "Yo  andaré en mi  integridad",  Teh  (Sal) 100:2.  ELOHIM 
TOLERA  LA  INEFICACIA,  LA  FALTA  DE  ENTENDIMIENTO,  PERO  JAMÁS 
TOLERARÁ LA FALTA DE INTEGRIDAD. 

Con dolor debemos decir que es lo más deteriorado en la  Qahal de nuestros días. Muchos 
son pico de oro  en las  tarimas,  en  la  Qahal  gente respetable pero  en  lo  intimo  verdaderos 
desastres  que  avergüenzan  a  la  comunidad  si  se  hiciera  pública  su  vida  privada.  3.  EL 
HOMBRE  QUE  ELOHIM  VA  A  USAR  ARDERÁ  DEBE  ARDER  EN  EL  FUEGO 
LLEVANDO LA TORAH Y EL TESTIMONIO DE MASHIAJ YASHUA: Esta debería ser 
la vocación de toda la Qahal. Yisrael era un pueblo bendecido pero CON propósito. 

Kaleb  tenía  85  años  cuando  se  presento  delante  de  Yahushua  para  pedirle  en  el  monte 
Jermón, (Kaleb quiere decir "Perro"). Alguien que se prende a una visión y no la larga, no la

46 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


abandona  hasta  poseerla.  Alguien  dijo  una  vez  "Dime  el  tamaño  de  tu  visión  y  te  diré  el 
tamaño del Elohim que tienes". Sin visión el pueblo perece, se desenfrena, no sabe donde va 
a  terminar.  Desarrolla  una  gran  visión  para  servir  a  Yahweh,  tráelo  a  sus  pies  y  ponte  a 
trabajar por tu visión. 

Levántate con poder y atrévete a cosas grandes en el nombre de Yahweh. Tu eres el hombre, 
la  mujer  respuesta  a  esta  sociedad  que  se  está  autodestruyendo,  solo  en  la  Qahal  esta  la 
esperanza,  prepárate  para  el  tiempo  que  viene,  tiempo  de  esplendor,  tiempo  de 
derramamiento, tiempos tremendos, levántate en el nombre de Mashiaj, prepárate para ser el 
hombre, la mujer que esté disponible para Elohim  en el despertar de su pueblo de entre las 
naciones que está llegando. 

El Siervo y los Chequeos de Integridad 

Nuestros  países  están  siendo  afectados  internamente  por  el  avance  de  la  corrupción 
administrativa y política. La honestidad se ha estado desvaneciendo como la niebla ante los 
rayos del sol. Miramos a un lado y al otro, esperando encontrar un rayo de esperanza en ese 
ámbito, pero parece que la esperanza también se esfuma. Miramos al servicio religioso y los 
encontramos  en  un  gran  porcentaje  afectados  por  la  perdida  de  integridad. 
Mientras los Siervos crecen y se desarrollan en sus ministerios y en su autoridad, ellos están 
constantemente tentados a abusar del poder. Elohim provee los Chequeos de Integridad para 
mantener  a  los  Siervos  en  la  perspectiva  divina  desde  su  corazón  y  su  carácter. 
El  carácter  ha  sido  definido  como  la  médula  de  las  convicciones  que  determinan  su 
integridad. 

DEFINICIÓN. 
¿Qué es un Chequeo de integridad? 
Un chequeo de integridad se refiere a una prueba especial la cual Elohim usa para evaluar 
nuestras  intenciones  y  motivaciones.  Este  Chequeo  prueba  nuestra  consistencia  entre 
nuestras  convicciones  internas  y  nuestras  acciones  externas.  Elohim  usa  los  chequeos  de 
integridad  para  construir  una  base  de  carácter  desde  la  cual  expandir  la  influencia. 

Integridad es el corazón del servicio de acuerdo a la torah. Elohim siempre busca desarrollar 
el  carácter  del  servicio.  El  diccionario  define  la  integridad  como:  “la  adherencia 
incondicional  a  una  médula  de  valores  morales  las  cuales  revelan  absoluta  sinceridad, 
honestidad  y  candor.  Integridad  trata  con  evitar  la  decepción  y  la  artificialidad” 
Las  fallas  en  el  trabajo  son  predominantemente  debido  a  asuntos  de  carácter  en  vez  de 
incapacidad  en el servicio. Las mayorías de las fallas  en la vida de los Siervos pueden ser 
clasificadas  en  fallas  en  los  chequeos de  integridad.  Algunos pasan por desapercibidos  los 
chequeos de integridad, incluso cuando  Elohim usa esto para probar las convicciones y las 
acciones de un siervo. 
Para  Yahweh  la  integridad  es  un  elemento  vital  en  el  siervo.  Yahweh  hizo  pacto  con 
Sh´lomoh  y  en  una  de  sus  cláusulas  del  pacto  le  dijo  lo  siguiente:  “Ahora  bien,  si  tu  te 
comportas  en mi presencia  como  lo hizo  David,  tu padre, con un  corazón  íntegro  y  recto, 
poniendo en práctica todo lo que te he ordenado  y obedeciereis mis  Toratot  y decretos,  yo

47 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


confirmaré para siempre tu reinado en Yisrael, como se lo prometí a David tu padre, cuando 
le dije que nunca faltaría  un descendiente suyo en el trono de Yisrael.”  a  Mlk (I R) 9:4,5. 
Elohim  usa  los  chequeos de  integridad  para  construir  valores  internos  importantes  para  el 
servicio futuro. El Ruaj Ha Qodesh busca darle forma a la confianza y al carácter del siervo 
a  través  de  los  chequeos  de  integridad.  Los  chequeos  de  integridad  enseñan  sumisión, 
construyen tolerancia, desarrollan un compromiso para seguir adelante a través de todas las 
luchas,  una  más  profunda  visión  y  un  siervo  despierto  con  respecto  a  la  seriedad  de  su 
llamado y su compromiso. 
Muchos Siervos ignoran los chequeos de integridad que el Señor presenta en su camino, no 
se imaginan el valor que estos chequeos tienen para sus vidas y ministerios. 

CHEQUEOS DE INTEGRIDAD EN LA TORAH 

Ø Yosef fue chequeado en la integridad cuando la esposa del Potifar lo tentó e invito a tener 
relaciones sexuales. Ante esa lucha como humano su corazón de integridad expresó: “Cómo 
podría yo hacer algo tan malo y pecar contra Elohim”. Br (Gn) 39:8. 
Ø Daniel cuando fue llevado cautivo a Babel “Propuso en su corazón no contaminarse con 
la comida del Rey”. Daniel 1:8. 
Ø  David  entendió  el  valor  de  pasar  positivamente  los  chequeos  de  integridad  de  Elohim 
cuando en  sus oraciones clamaba profundamente desde su  Ruaj así: “Cuídame, sálvame la 
vida ¡No dejes que me hunda en la vergüenza, pues en ti busco protección! Que me protejan 
mi  integridad  y  mi  inocencia,  pues  en  ti  he  puesto  mi  confianza.  Teh  (Sal)  25:21. 
Ø  Aun  una  vez  más  David  solicitó  a  Elohim  que  lo  pasará  por  el  chequeo  de  integridad 
cuando  dijo:  Señor,  hazme  justicia,  pues  mi  vida  no  tiene  tacha.  En  ti  Yahweh,  confió 
firmemente; examíname, ¡ponme a prueba! (Pásame por el chequeo de integridad). ¡Pon a 
prueba, mis pensamientos y mis sentimientos más profundos! Teh (Sal) 26:1,2. 

Todos los que estamos involucrados en el servicio, tarde que temprano somos sometidos al 
chequeo  de  integridad.  Oportunidades  llegan,  puertas  que  parecen  honestas  se  abren, 
entrevistas que parecen loables nos ofrecen, ofertas que se visten de bendición se asoman a 
nuestras  ventanas,  insinuaciones  sutiles  que  nos  hacen  sentir  otra  vez  jóvenes  caen  como 
fresca brisa, atajos que nos permiten aligerar el camino llegan en bandejas plateadas, dinero 
que parece caído de shamayim cuando la crisis financiera nos arropa, pero que a la vuelta de 
la esquina entendemos que era un chequeo de integridad y por no estar con el Ruaj despierto 
y la mente refrescada, no lo logramos pasar. 

Reflexión  es  ingrediente  vital  para  mirar  adelante  y  conservar  la  integridad.  Que  nuestro 
anhelo  sea  hoy  más  que  nunca  el  poder  finalizar  nuestros  trabajos  con  integridad  en  el 
corazón. David a pesar de su falla con Betsabé, recupero la integridad cuando fue honesto y 
confesó  su  falla.  Integridad  no  es  perfección,  es  honestidad.  Por  ello  David  confesó  en  el 
Teh  (Sal)  51  su  falla  y  por  tal  confesión  y  dolor  de  corazón  la  canción de  Asaf  habla  de 
David así: Escogió a su siervo David, el que era pastor de ovejas, lo quito de andar tras los 
rebaños, para que cuidará a su pueblo, para que fuera pastor de Yisrael. Y David cuido del 
pueblo  de  Elohim,  los  cuido  y  los  dirigió,  con  mano  hábil  y  corazón  íntegro”.  Teh  (Sal) 
78:70­72. 
Cuando  llegamos  a  un  aeropuerto  revisamos  nuestros  maletines  para  asegurarnos  que

48 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


tenemos  el  pasaporte,  porque  vamos  a  ser  chequeados  por  inmigración.  Revisemos  hoy 
nuestros corazones para asegurarnos que la integridad aún está allí, porque hoy, en cualquier 
momento  podemos  tener  chequeos  de  integridad  por  nuestro  Elohim.  Cuando  el  Señor 
quiere  llevar  a uno  de  sus  siervos  a  nuevas  esferas  del  ruaj  mayores,  a  nuevos  caminos  y 
nuevas oportunidades, él primero somete a sus siervos a un chequeo de integridad. 

“Señor, no queremos perder nuestra integridad. Si este es el día en que nos quieres chequear 
en la integridad, ayúdanos para pasar la prueba victoriosamente y escuchar que de tus labios 
sale la hermosa declaración de aprobación: Bien, buen siervo fiel, en lo poco haz sido fiel en 
lo mucho te pondré”. 

Que Yahweh te ayude a mantenerte integro es el deseo de su hermano y amigo. 

¿Tiene usted condiciones par a ser  un sier vo? 

Servicio con visión para la bendición 

Los Siervos ven cómo podría ser la vida. Siempre ven un poco más adelante, un poco más 
que  aquellos  que  lo  rodean.  El  mundo  dice:  "Tengo  que  ver  para  creer".  El  siervo  dice: 
"Tengo  que  creer  para  verlo".  Donde  hay  visión,  el  pueblo  no  perecerá. 

Mírelo cómo podría ser 
Los  Siervos  en  todas  las  áreas  de  la  vida  tienen  características  distintivas.  Una  de  ellas, 
comunes a todos, es la visión. Mis (Pr) 29:18 dice: "Donde no hay visión, el pueblo perece". 
Entonces, es correcto concluir que donde hay visión el pueblo no perecerá. 

Los Siervos ven la vida cómo podría ser. Siempre ven un poco más adelante, un poco más 
que  aquellos  que  lo  rodean.  El  mundo  dice:  "Tengo  que  ver  para  creer".  El  siervo  dice:" 
Tengo  que  creer  para  verlo".  Las  multitudes  sacuden  sus  cabezas  en  desesperación  y 
murmuran:  "Es  la  hora  más  oscura  de  la  humanidad".  El  siervo  todavía  en  medio  de  la 
oscuridad dice: "La hora más oscura siempre es la anterior al amanecer". 

El  perdedor  ve  el  trabajo  que  necesita  ser  hecho  y  se  excusa  cuando  dice:  "Mi  pequeño 
aporte no hará diferencia, la tarea es demasiado grande". El ganador mira el mismo trabajo 
que hay que hacer y dice: "He aquí una gran oportunidad, haré mi parte para lograr el éxito". 

Los seguidores ven el arduo trabajo que deben resistir para llegar a subir a la montaña del 
éxito. Los Siervos ven el éxito de subir la montaña del arduo trabajo. Muchas personas ven 
el problema en cada situación. Por lo tanto, concentran su pensamiento sobre los problemas 
y  la  posibilidad  del  fracaso.  Los  Siervos  ven  el  potencial  en  cada  situación.  Por  lo  tanto, 
concentran su pensamiento sobre el potencial y la posibilidad del éxito. 

Es posible que dos personas miren  el mismo objeto  y  vean  cosas diferentes.  Mientras que 


nuestra vista física es muy importante, nuestra vista mental lo es igualmente. La última vez 
que  visité  a  mi  oculista  me  revisó  y  dijo  que  tenía  un  poco  de  hipermetropía  (visión  a

49 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


distancia); yo le respondí: "¡Alabado sea el Señor!" Si iba a tener problemas de visión que 
fueran por visión a distancia y no por visión corta. 

¿Cómo  es  su  visión?  Hágase  el  siguiente  análisis  para  averiguar  cómo  usted  ve  las  cosas. 

1.  Cuando  escucho  una  nueva  idea  por  primera  vez,  ¿veo  el  potencial  en  ese  nuevo 
pensamiento? 
(a) La mayoría de las veces. (b) Algunas veces. (c) Pocas veces. 

2. ¿Comparto nuevos pensamientos con otros la mayor parte del tiempo, o por lo general los 
demás son los que lo hacen? 
(a) Comparto ideas nuevas la mayoría de las veces. (b) Comparto y recibo por igual. (c) Los 
demás habitualmente comparten ideas conmigo. 

3. ¿Cómo pienso cuando estoy en un grupo  y se produce un nuevo problema que requiere 
decisión? 
(a)  Me  uno  a  los  demás.  (b)  Me  alegro  de  que  no  tengo  que  tomar  decisiones.  (c)  Soy 
responsable al alentar a los otros a tomar decisiones responsables. 

4. En general, ¿cómo veo la vida? 
(a) Difícil. (b) Desafiante. (c) Buena y mala, depende de la situación. 

5. ¿Cómo reacciono ante las responsabilidades? 
(a) Las acepto. (b) Las dejo pasar. (c) Las rechazo. 

Si usted es siervo  y tiene visión mental a la distancia, sus respuestas fueron probablemente 
(1)  a;  (2)  b;  (3)  a;  (4)  c;  (5)  b.  Si  usted  es  de  visión  mental  corta,  sus  respuestas 
probablemente fueron (1) c; (2) c; (3) b; (4) a; (5) c. 

Dígalo como podría ser 
Cuando  las  personas  buscan  ser  honestas  y  desean  una  comunicación  significativa  y 
efectiva,  con  frecuencia  dicen:  "Dígalo  como  es".  Recientes  escándalos  de  deshonestidad, 
corrupción  y  encubrimiento  en  las posiciones  de  servicio  han  forzado  al público  a pedir  a 
los gritos: "¡Dígalo como es!" "decirlo como es". 
En  medio de  un mundo que  grita:  "¡Dígalo  como  es!",  déjenme  compartir  con ustedes un 
pensamiento  de  motivación.  La  próxima  vez  que  desee  ayudar  a  alguien  que  está  en 
dificultad, pare y piense: ¿Por qué no cambiar su óptica? En lugar de "decirlo cómo es" ¿por 
qué no "decirlo como podría ser"? Antes de que comience a cuestionar mis motivos, déjeme 
decirle que no  le  estoy  pidiendo que  sea deshonesto.  No dije:  "Dígalo  cómo nunca  podría 
ser". Dije, "¡Dígalo cómo podría ser!" 

¿Cuántas  cosas  buenas  pueden  suceder  cuando  usted  "lo  dice  cómo  podría  ser"? 

1. Saca a las personas plagadas de problemas fuera de su presente circunstancia 

¿Quién  no  necesita  que  le  levanten  el  ánimo  en  este  mundo  de  desánimo?  ¿Quién  no

50 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


necesita un empujón en este mundo de contratiempos? ¿Quién no necesita un golpecito en la 
espalda  en  un  mundo  que  nos  golpea  en  el  asiento  de  nuestros  pantalones? 
Una  de  las  responsabilidades  primeras  de  un  siervo  es  alentar  a  otros.  La  mayoría  de  mi 
trato  con  las  personas  sucede  en  mi  oficina  en  sesiones  de  consejería.  La  razón  es  obvia: 
deseo sacarlos fuera de su medio ambiente, lejos de sus problemas, a una atmósfera que sea 
placentera, relajante y que conduzca a una comunicación efectiva. 

2. Ayude a la persona a ver las cosas más claramente 

No  existe  mejor  manera  de  cambiar  un  problema  que  ayudar  a  alguien  a  ver  la  solución. 
Muchas  veces  las  personas  con  problemas  se  transforman  en  esclavos  de  su  situación 
porque  no  pueden  ver  otra  cosa  que  problemas.  El  dicho:  "No  puedes  ver  el  bosque  por 
causa del árbol" se aplica aquí. Ayude a otros a ver el potencial en todas sus situaciones  y 
circunstancias. 
Muchas veces  los  individuos  se sientan  en mi  oficina  y  comienzan la  sesión de  consejería 
con estas palabras: "Estoy seguro que nunca tuvo que tratar con un problema como el mío". 
Están deprimidos. Tal vez, nunca se dan la libertad de la indulgencia de sentir un poco de 
autocompasión. Piensan que su problema es único. Sáquelos de su calabozo de depresión y 
permítales  que  vean  el  sol.  Nada  hará  salir  más  rápido  y  efectivamente  de  una  situación 
mala hacia una perspectiva adecuada que enfocar la atención sobre los elementos positivos 
del problema. 

3. Déle una visión a la persona 

Todos  necesitamos  una  visión;  y  aunque  necesitamos  una  visión  todos  debemos  tomar  la 
visión  que  Yahweh  nos  ha  dado.  Muchas  personas  buenas  con  gran  potencial  no  van  a 
ningún lado porque no tienen ninguna visión. "No queda más nada que hacer que colgar a 
un  hombre  que  ya  no  tiene  visiones".  Estoy  convencido  de  que  algunos  ancianos  se 
deprimen  y  mueren  mucho  antes  de  lo  necesario  porque  dejan  de  mirar  al  futuro  con 
esperanza y expectativa, y comienzan a mirar atrás al pasado con futilidad y frustración. Un 
buen a visión es como la crema: está en la parte de arriba. 

4. Ayude al individuo a alcanzar su potencial 

Cada persona tiene un potencial escondido. Nadie ha llegado a ser jamás todo lo que podía 
ser.  Nadie  hará  avances  importantes  hacia  el  desarrollo  y  cumplimiento  de  su  potencial 
hasta que pueda ver sus posibilidades. Ni usted ni yo, ni ninguna otra persona será jamás lo 
que Elohim tuvo la intención que fuéramos hasta que enfoquemos en lo que podemos llegar 
a ser. 

5. Dé confianza a la persona 

Uno de los primeros pasos para resolver problemas es establecer la confianza. Cuanto más 
confianza  puede  instalar  en  otra  persona,  mayor  será  la  posibilidad  de  que  pueda  vencer 
barreras. Cuando las personas tienen el mismo Ruaj que expresó el apóstol Shaúl "Todo lo 
puedo en Mashiaj que me fortalece" Fi 4:13 irán siempre en todas las áreas de su vida hacia

51 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


arriba. 

6. Cambie la atmósfera en la cual vive la persona 

Se levanta la baja moral. Se destaca la calidad. Las posibilidades son señaladas. Sonrisas en 
abundancia.  El  entusiasmo  está  en  el  aire.  Se  piensa  en  positivo.  Las  ideas  son  creativas. 
Los  problemas  son  escalones.  Se  establecen  metas.  Se  produce  el  progreso.  ¿Por  qué? 
Porque ¡le han dicho cómo podría ser! 

Gigantes y langostas 

Moshéh  llegó  al  borde  de  Kenaán,  luego  de  atravesar  el  desierto  con  los  Yisraeli.  Desde 
Qadesh­Barnea,  envió  doce  enviados  para  observar  la  tierra  de  Kenaán  durante  cuarenta 
días.  Cuando  los  enviados  regresaron  de  reconocer  la  tierra,  diez  hablaron  mal,  todos 
excepto  Kaleb  y Yahushua.  En  Bem  (Nm) 13:30­33  dice:  "Entonces  Kaleb  hizo  callar  al 
pueblo delante de Moshéh, y dijo: Subamos luego, y tomemos posesión de ella; porque más 
podremos  nosotros que  ella.  Mas  los  varones  que  subieron  con  él,  dijeron:  No  podremos 
subir  contra  aquel  pueblo,  porque  es  más  fuerte  que  nosotros.  Y  hablaron  mal  entre  los 
hijos  de  Yisrael,  de  la  tierra  que  habían  reconocido  diciendo:  es  tierra  que  traga  a  sus 
moradores: y todo el pueblo que vimos en medio de ella son hombres de grande estatura. 
También  vimos  allí  gigantes,  hijos  de  Anáq,  raza  de  los  gigantes,  y  éramos  nosotros,  a 
nuestro parecer, como langostas; y así les parecíamos a ellos". 
Lo más impactante de sus comentarios fue que a ellos mismos "les parecía" que eran como 
langostas  ante  el pueblo de  Kenaán. El pueblo que  se  veía  a  sí  mismo  como  langostas  no 
podía conquistar la tierra de Kenaán  en la que habitaban gigantes. Elohim no podía usar a 
estas  personas  para  conquistar  la  tierra  que  ellos  habían  reconocido,  como  tampoco 
bendecirlos. 
Hoy  encontramos  muchas  personas  que  se  ven  a  sí  mismas  como  langostas.  Para  esas 
personas es imposible tener éxito y bendición. ¿Cómo puede uno que se ve a sí mismo como 
una langosta conquistar enemigos que son como gigantes, y avanzar? 

No  importa  tanto  cómo  mis  enemigos  me  ven.  Lo  importante  es  cómo  me  veo  yo 
En  primer  lugar,  nosotros  que  tenemos  a  Yashua  no  debemos  vernos  a  nosotros  mismos 
como hombres sujetos a la carne del pasado. El hombre de la carne del pasado es como una 
langosta si se compara con el gigante que es nuestro enemigo, el adversario. Originalmente 
el  hombre  no  fue  creado  como  una  langosta  sino  como  un  gigante,  como  un  hombre  del 
ruaj. Br (Gn) 2:7 dice: "Entonces Yahweh Elohim formo al hombre del polvo de la tierra, y 
sopló en su nariz aliento de vida, y fue el hombre un ser viviente". El hombre no fue creado 
solo de materia, sino que también recibió un Ruaj que es gigante. 

El  hombre  era  el  señor  del  mundo  mientras  el  Ruaj  se  comunicaba  con  Elohim.  Br  (Gn) 
1:26­28  dice:  "Entonces  dijo  Elohim:  Hagamos  al  hombre  a  nuestra  imagen,  conforme  a 
nuestra semejanza: y señoree en los peces del mar, en las aves de  shamayim, en las bestias, 
en toda la tierra, y en todo animal que se arrastra sobre la tierra. Y creó Elohim al hombre 
a su imagen, a imagen de Elohim lo creó; varón y hembra los creó. Y los bendijo Elohim, y

52 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


les dijo: Fructificad y multiplicaos; llenad la tierra, y sojuzgadla, y señoread en los peces 
del mar, en las aves de shamayim, y en todas las bestias que se mueven sobre la tierra". 

El  hombre  era  un  gigante  creado  a  la  imagen  y  a  la  semejanza  de  Elohim,  y  como  un 
dominador de  la  tierra, del  mar  y  de  todas  las  cosas.  ¿Cómo dicho hombre pudo  volverse 
una  langosta?  Es  que  el  Ruaj  murió  cuando  el  hombre  traicionó  a  Elohim  y  se  degeneró. 
Luego perdió la soberanía dominante y al instante se convirtió en langosta. Como se cortó la 
comunicación  con  Elohim,  la  ansiedad  y  el  terror  ocuparon  su  corazón  y  se  convirtió  en 
esclavo de  todas  esas  cosas.  La  Tierra  fue  maldecida  y  comió  con dolor,  y el  sudor no  se 
apartó  de  su  vida.  El  hombre  se  convirtió  en  esclavo  de la muerte, de  la  enfermedad  y  se 
debilitó. La ansiedad y el terror de la vida, el dolor y la fatiga, todas estas cosas se lanzaron 
sobre el hombre como un poder incontrolable. 
Si  se  compara  con  un  gigante,  el  hombre  es  simplemente  una  langosta,  un  ser  miserable. 
Cuando se ve a sí mismo como una persona sin poder y sin fuerza, no puede tener éxito en 
su  vida.  Todas  las  personas  hoy  se  consideran  a  sí  mismas  como  langostas,  llenas  de  la 
fatiga  de  la  vida,  de  dolor,  de  maldición,  de  enfermedad  y  del  adversario,  así  como  los 
Yisraeli pensaban ante los gigantes de Kenaán. 

De langostas a gigantes 
En segundo lugar, nosotros que tenemos la salvación en  Mashiaj, nos hemos convertido en 
gigantes al revivir el Ruaj en nosotros. 2 Co 5:16­17 dice: "De manera que nosotros de aquí 
en  adelante  a  nadie  conocemos  según  la  carne;  y  aun  si  a  Mashiaj  conocimos  según  la 
carne, ya no lo conocemos así. De modo que si alguno esta en Mashiaj, nueva criatura es; 
las cosas viejas pasaron: he aquí todas son hechas nuevas". 
El  hombre  sin  poder  fue  muerto  y  colgado  juntamente  con  Mashiaj.  Y  ahora  Él  vive  en 
nosotros. Según la torah, mayor es el que esta en nosotros que el que está en el mundo. El 
adversario  y el  fallar, el sentimiento de rechazo, enfermedad  y tristeza, dolor, maldición  y 
pobreza, y la muerte, llegan a nuestra vida como gigantes para robar, matar y destruir. Mas 
ahora todas estas cosas ya no pueden dominarnos. ¿Por que? Porque ahora la carne ha sido 
muerta y sepultada juntamente con Mashiaj, y contamos una nueva vida, un nuevo Ruaj en 
Mashiaj. 
El que tiene a Yashua y vive con Yashua, tiene todo el poder sobre el shamayim y la Tierra 
y enseñorea sobre todas las cosas, ya no es langosta sino gigante. Por eso en Ru (Ro) 5:17 
dice:  "Pues  si por  la  trasgresión de uno  solo reinó  la muerte,  mucho más  reinarán  en  vida 
por uno solo, Yashua Ha Mashiaj, los que reciben la abundancia del favor y del don de la 
justicia". No es langosta, sino gigante. No es esclavo del destino, sino dominador. 

Usted y yo tenemos que saber que hemos sido creados nuevamente en Mashiaj como reyes 
que dominan las circunstancias  y no como siervos de ellas. Así nos hemos hecho gigantes 
que  tomamos  el  papel  de  rey  en  el  perdón  y  la  justicia.  Nos  transformamos  en  gigantes 
llenos del Ruaj Ha Qodesh por la reconciliación y su bondad. Gigantes, llenos de vitalidad 
por  la  alegría  y  la  sanidad.  Librados de  la  maldición.  Nos  transformamos  en  gigantes  que 
hemos conseguido shamayim y la vida eterna. 
Los  Yisraeli  llegaron  a  Qadesh­Barnea,  la  entrada para  la  tierra de  Kenaán. Podrían haber 
ocupado  la  tierra  que  fluye  leche  y  miel  de  inmediato,  si  solo  hubieran  dependido  de 
Elohim,  pero  se  vieron  a  sí  mismos  como  langostas.  No  podían  menos  que  sentirse

53 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


frustrados,  desesperados  y  deseosos  de  volver  atrás,  ya  que  se  veían  a  sí  mismos  de  esa 
manera. ¿Como pueden las langostas conquistar gigantes? Así que se volvieron atrás todos 
ellos. 
También nosotros somos así. ¿Cómo nos vemos a nosotros mismos? La respuesta conduce 
nuestro  destino  y  futuro.  Puesto  que  nos  vemos  a  nosotros  como  langostas,  no  podemos 
menos que volvernos atrás. Decimos: no lo hago bien, no me sale bien, no puedo. Pero si 
sabemos que  somos  gigantes  con  Mashiaj por  ser muerto  el hombre viejo  en  el madero  y 
nacido nuevamente como un hombre del ruaj y dominador, lograremos no temer al destino y 
a las circunstancias. 
Por  lo  tanto,  tenemos  que  reconocer  que  lo  que  tenemos  no  es  una  religión,  sino  un 
verdadero cambio por el favor del Señor mediante su madero. Si no sabemos que ocurrió un 
gran cambio en nuestra vida, seguiremos como una langosta que alcanzó una religión pero 
que no podrá ocupar la tierra de Kenaán. 

Pensamientos de gigantes 
En tercer lugar, tenemos que grabar profundamente lo que dice la Torah de manera que de 
aquí  en  adelante  a  nadie  conozcamos  según  la  carne.  Antes  de  creer  en  Yashua,  toda  la 
gente  era  carne  perversa.  Pero  después  de  creer  en  Él,  no  debemos  ver  a  nadie  según  la 
carne. Ustedes y  yo no somos la carne. Los que están en el mundo son la carne porque sus 
Rujot están muertos.  Viven  conforme  a  los deseos de  la  carne,  los deseos de  los ojos  y  la 
vanagloria de la vida, y siguen los deseos de la carne. Pero ya no estamos sujetos a la carne. 
Hemos  vuelto  a  nacer;  por  lo  tanto  somos  seres  del  ruaj  que  estamos  llenos  del  Ruaj  Ha 
Qodesh. Los hombres del ruaj siempre son los dominadores. 
Mientras Adán y Eva eran seres del ruaj se enseñorearon de todas las cosas. Pero desde que 
fueron  obedientes  a  la  carne,  se  les  quitó  toda  la  autoridad  que  tuvieron. 
Por  lo tanto, no debemos  conocernos  a nosotros según  la  carne. Pues,  ¿qué determinación 
tomaremos en nuestro corazón? ¿Que somos esclavos del errar y que no podemos vencerlo, 
por eso  erramos  y aunque quiera nuestro corazón la carne es débil?  ¡Son pensamientos de 
langosta! Mas ahora nosotros tenemos pensamientos de gigantes, porque estamos libres de 
la Torah del errar y la muerte en Yashua Ha Mashiaj. Por lo tanto, si confrontamos al errar 
en el nombre de Yashua, tendremos la victoria. 
Así  que  tenemos  que  estar  llenos  de  pensamientos  de  gigantes  en  nuestro  corazón.  No 
debemos pensar que estamos abandonados. No estamos abandonados. Aunque no podamos 
verlo  con  nuestros  ojos  ni  escucharlo  con  nuestros  oídos,  ni  hallemos  algo  en  nuestras 
manos y andemos en valle de sombra de muerte, no temeremos mal alguno, porque el Señor 
estará con nosotros; su vara y su cayado nos infundirán aliento. 
Por  eso no  estamos  abandonados.  En  lo  absoluto.  No  somos  seres  tristes  ni enfermos.  No 
digamos: "No tengo alegría y no soy feliz. Siempre estoy triste, enfermo y me encuentro en 
una  situación  horrible".  No  pensemos  de  esta  manera,  porque  estos  son  pensamientos  de 
langosta.  Las  langostas  piensan  así,  no  los  gigantes.  Estamos  libres  de  la  tristeza  y  de  la 
enfermedad  por  medio  de  Yashua  Ha  Mashiaj,  porque  Yashua  tomo  nuestras  flaquezas  y 
llevó  nuestras  enfermedades.  Mashiaj  es  nuestra  alegría,  nuestra  plenitud  y  nuestra  salud. 
Tenemos que avanzar con esa convicción. 
No debemos pensar que somos maldecidos ni fracasados. Mientras estemos en este mundo, 
puede ser que tengamos tentaciones o dificultades. Tal vez no nos vaya bien en los negocios 
o perdamos crédito. Pero no es el fin de nuestra vida. Si vemos la dificultad y nos volvemos

54 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


atrás, tenemos pensamientos de langosta. A pesar de que estos enemigos nos rodeen Elohim 
es mayor que todos ellos y Él está con nosotros. Yashua es el Hijo de Elohim que mora en 
nosotros,  el Ruaj  Ha  Qodesh  nos  ayuda  y  nos redimió  de  la maldición de  la  Torah, hecho 
por nosotros maldición, para que en la bendición de Abraham nos alcanzase. 

Si  avanzamos  por  Emunah,  el  destino  y  las  circunstancias  pueden  ser  conquistados  y 
cambiados 

Por  lo  tanto,  no  debemos  volvernos  atrás  aprobando,  aceptando  y  desilusionándonos  por 
haber ocurrido  cualquier  cosa  negativa  ante nuestros ojos.  Tenemos  que  tener Emunah  de 
que  podemos  vencer  a  todos  los  enemigos  y  avanzar  no  como  langostas,  sino  como 
gigantes, alzando nuestros ojos y mirando el madero. 
No  debemos  temblar  ante  la  muerte  aunque  estemos  a  punto  de  morir.  Debemos  mirar  al 
nuevo  shamayim, la nueva tierra  y la nueva Yerushalayim  que ha preparado el Señor para 
nosotros más allá de la muerte. Así que, como sabemos que Elohim nos da la bienvenida y 
se  alegra  por  nosotros,  no  debemos  mirar  y  aceptar  la  muerte  y  angustiarnos  en  la 
desesperación de la muerte. 
Si pensamos, hablamos y escuchamos estas cosas negativas, seguramente fracasaremos. En 
Mashiaj debemos tener pensamientos de gigantes, porque somos nuevas criaturas. El favor 
de  Elohim,  el  perdón  del  errar,  la  sanidad  y  la  bendición  están  siempre  con  nosotros. 
Oro por ustedes para que tengan acciones nuevas, palabras nuevas y pensamientos nuevos. 
Ustedes  mismos  tienen  que  admitir  que  son  justos,  perdonados  ante  Elohim.  Tienen  que 
admitir que reciben el amor de Elohim  y que el Ruaj Ha Qodesh mora en ustedes, y deben 
dar  todah  rabah.  Declar e:  " No  tengo  nada  que  ver   con  la  tr isteza.  Mashiaj  es  mi 
alegr ía y el gozo de Yahweh es mi for taleza. Soy libr ado de las enfermedades, la 
debilidad  y  el  dolor .  Soy  libr ado de la maldición  y  la pobr eza y tengo  liber tad. 
No tengo nada que ver con la muer te y el shamayim eter no es mío”. 
Tenemos la torah de salvación, la plenitud del Ruaj Ha Qodesh, la sanidad, la bendición. El 
Ruaj de Elohim está con nosotros y nos brinda su ayuda. Ha venido el Ruaj Ha Qodesh para 
que  no  estemos  huérfanos,  siempre  está  con  nosotros  y  es  enviado  por  Elohim  para 
ayudarnos. Por lo tanto, si lo aceptamos, le damos la bienvenida, lo recibimos y avanzamos 
dependiendo de Él, nos ayudará con la unción del poder del Ruaj Ha Qodesh. Y si tenemos 
visiones por el Ruaj Ha Qodesh, podemos pensar que el día de mañana será mejor que hoy, 
el  próximo  mes  mejor  que  este  mes  y  el  año  entrante  mejor  que  este  año. 
El  individuo  y  el  pueblo  que  no  tiene  esta  expectativa,  fracasa.  Pero  mientras  tenemos 
pensamientos  de  gigantes  en  nuestro  corazón,  visiones  y  Emunah  de  que  nadie  podrá 
tocarnos, estaremos totalmente confiados. 
También tenemos la oración, la Emunah y la alabanza. Tenemos que orar siempre a Elohim; 
si  estamos  en dificultad,  siempre demos  gratitud  a Él  y  vivamos  alabándolo.  No deben de 
salir de nuestra boca palabras de resentimiento, queja ni lamentación, sino debemos rebosar 
de  gratitud  y  alabanza  en  nuestro  corazón.  Cuando  rebosamos  de  gratitud  y  alabanza,  la 
puerta del shamayim  se abrirá,  y entraremos en  su  palacio  y podremos vivir con Él. En Ib 
(He)  10:38  dice:  "Mas  el  justo  vivirá  por  Emunah;  y  si  retrocediere,  no  agradará  a  mi 
alma". 
Aunque  los  que  tuvieron  pensamientos  de  langosta  quisieron  regresar  a  Mitzrayim, 
Yahushua  y  Kaleb  declararon:  "Entremos  porque  Elohim  está  con  nosotros.  La  tierra  es

55 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


nuestra.  El  dueño  se  ha  marchado.  En  ella  fluye  leche  y  miel.  ¡Vamos!" 

Fueron  personas  con  pensamientos  de  gigante,  los  que  entraron  a  la  tierra  prometida;  sin 
embargo, los que tuvieron pensamientos de langosta retrocedieron y murieron en el desierto 

Así  nosotros  también,  si  tenemos  pensamientos  de  gigantes  y  nos presentamos  delante de 
Yahweh  por  medio  de  la  oración,  podemos ocupar  la  tierra  que  Él  nos  ha  dado.  En  Bem 
(Nm) 14:8 dice "Si Yahweh  se agradare de nosotros, él nos llevará a esta tierra, y nos la 
entregará; tierra que fluye leche y miel". 
En verdad hay tierra que fluye leche y miel. Fluye leche y miel del perdón, del amor y del 
Ruaj  Ha  Qodesh,  del  gozo  y  la  sanidad,  la  prosperidad  de  la  bendición  de  Abraham,  y  la 
vida eterna. Hoy la gente del mundo no ve la tierra de Kenaán. 

Acuérdense de la palabra en Bem (Nm) 14:9: "Por tanto, no seáis rebeldes contra Yahweh, 
ni temáis al pueblo de esta tierra; porque nosotros los comeremos como lejen; su  amparo 
se ha apartado de ellos, y con nosotros esta Yahweh; no los temáis". 
Solo podrán ocupar la tierra de Kenaán en la que fluye leche y miel, si avanzan creyendo en 
Yashua, porque Yahweh estará con ustedes. Yahweh les promete la bendición de que serán 
prosperados  en  todas  las  cosas,  tendrán  salud,  prosperará  su  alma  y  recibirán  el  Ruaj  Ha 
Qodesh. 

Aliento par a aquellos que cr een haber  per dido su opor tunidad 


La opor tunidad con fr ecuencia llama dos veces 

Un  planteo  diferente  sobre  el  tema  de  las  oportunidades  que  hemos  dejado  pasar. 
"Tal como la marea viene y va, así lo hacen las oportunidades." 

En las épocas anteriores a los grandes puertos, un barco algunas veces tenía que esperar la 
marea hasta que pudiera llegar al muelle. El término en latín era ob porter, que significa un 
barco que  espera  cerca de un puerto  el momento cuando  a  su  turno la marea  lo  lleve  a su 
destino. 
La  palabra  inglesa  "oportunidad"  deriva  de  este  significado  original.  El  capitán  y  toda  la 
tripulación  estaban  listos  y  esperaban  por  ese  momento,  porque  sabían  que  si  lo  perdían 
tendrían que esperar otra marea para entrar a puerto. 

Sin dudas, debemos movernos rápidamente cuando la marea está alta para entrar al puerto. 
La  demora  nos  impedirá  lograr  nuestro  objetivo.  Sin  embargo,  no  estoy  totalmente 
convencido de que  todo  está perdido  si permitimos que una  oportunidad pase de  largo  sin 
atraparla.  Las  oportunidades,  como  las  mareas,  con  frecuencia  vendrán  nuevamente  para 
darnos  una  segunda  oportunidad  para  alcanzar  nuestra  meta.  La  oportunidad  puede  ser 
nuestra la segunda vez. 

1. La oportunidad viene más de una vez, si somos pacientes. 
Con frecuencia después de perder una oportunidad, he intentado el principio de la paciencia. 
Trate  de  crear  la  misma  atmósfera  que  estaba  presente  cuando  la  oportunidad  llamó  la

56 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


primera vez. Prepárese mentalmente durante este tiempo de espera así la oportunidad no lo 
pasará  nuevamente. 

2. Las oportunidades vienen más de una vez, si las esperamos 
Estoy  convencido  de  que  las  oportunidades  siempre  rodean  a  las  personas. 
El problema no es la falta de oportunidades, sino la falta de habilidad de ver estas preciosas 
oportunidades  y  así  perderlas.  Las  oportunidades  para  el  éxito  en  este  mundo  son  tan 
grandes  como  es  nuestra  imaginación  para  soñarlas,  pero  no  podemos  verlas  cuando 
estamos deprimidos con nosotros mismos y con el mundo. 
Cuando  yo  era  un  jovencito, me deleitaba  ir al  parque de  la  ciudad antes de Pascuas para 
unirme  a  otros  chicos  en  la  cacería  anual  de  huevos.  El  primer  año  que  fui  aprendí  una 
lección  valiosa.  Antes  de  que  comenzara  la  cacería  había  ubicado  un  huevo  debajo  de  un 
arbusto. Puse mi vista en ese huevo y rápidamente corrí hacia él cuando se inició la carrera. 
Otro muchacho  lo  vio  también  y  me  ganó.  Me  quedé desalentado pues pensaba que había 
pasado mi oportunidad. 
Mientras  estaba  allí  quieto  mirando  el  suelo,  otros  chicos  se  escurrían  por  todos  lados  y 
encontraban  otros  huevos.  Yo  había permitido  que  una  oportunidad  perdida  me  impidiera 
buscar  otros  huevos.  En  lugar  de  tener  una  canasta  llena  de  huevos,  volví  a  casa  con  las 
manos vacías. ¿Por qué?  Fracasé en darme cuenta de que había muchos más huevos en el 
parque que esperaban ser encontrados por quien pudiera verlos. 
¿Qué  son  los  inventores?  Gente  que  ve  la  oportunidad  en  las  cosas  que  otros  no  ven, 
personas  cuyos  sentidos  están  vivos  a  las  posibilidades  creativas.  Los  inventores  fracasan 
muchas veces; sin embargo, se dan cuenta que cuanto más trabajan, cuanto más estudian  y 
cuanto más de cerca miran, mayores son las posibilidades de tener éxito. 

3. La oportunidad viene más de una vez, si constantemente golpeamos a su puerta. 
La  oportunidad  no  es  una  mera  posibilidad  o  un  acontecimiento  fortuito.  Con  frecuencia 
usted  deberá  producir  sus  oportunidades.  En  un  estudio  que  se  hizo  sobre  cuatrocientos 
eminentes  hombres  y  mujeres  del  siglo  pasado,  los  investigadores  concluyeron  que  tres 
cuartas  partes  de  estas  celebridades  habían  tenido  una  discapacidad  en  su  juventud  por 
tragedias,  incapacidad  o  grandes  frustraciones,  y  habían  superado  estos  problemas  para 
alcanzar  las  posiciones  de  renombre  y  hacer  sus  contribuciones  para  otros.  No  tenga 
autocompasión  si  está  limitado  en  sus  habilidades  y  talentos.  El  mundo  está  lleno  de 
oportunidades detrás de las puertas cerradas, así que, comience a golpearlas. 

4. Las oportunidades vienen más de una vez, si estamos deseosos de intentar otras avenidas 
para alcanzar nuestra meta. 
Tal vez, perdió la primera marea. ¿Hay otra? Quizás debería intentar un puerto distinto. ¿No 
hay más que una forma de subir a la montaña del éxito? No se desanime o sienta que  sus 
oportunidades  de  ser  feliz  se  han  ido  para  siempre.  Siéntese,  analice,  planifique  y  luego 
muévase hacia su meta, vaya por otro camino. 
El básquetbol fue muy importante para mí mientras crecía. Durante el verano los jugadores 
fueron a un campamento por un par de semanas para desarrollar sus habilidades y aprender 
otras nuevas. No pude ir al campamento por causa de otros compromisos. Sentí que había 
perdido la oportunidad y que eso iba a influir sobre mis chances de ser primero. En lugar de 
llorar sobre la oportunidad perdida, desarrollé otro plan. Entrené dos veces al día durante el

57 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


verano para cubrir mi ausencia en el campamento. ¡Mi estrategia resultó! 
¿Cuál  es  su  estrategia  cuando  la oportunidad se  ha  ido?  Recuerde: habrá otra chance  si  es 
paciente, busque, golpee y desee transitar por otro camino a fin de alcanzar la misma meta. 
Las  oportunidades  de  éxito  en  este  mundo  son  tan  grandes  como  es  nuestra  imaginación 
para realizarlas, pero no podemos verlas cuando estamos deprimidos con nosotros mismos y 
con el mundo. 
Los inventores fracasan muchas veces; sin embargo, se dan cuenta que cuanto más trabajan, 
cuanto  más  estudian  y  cuanto más  de cerca miran, mayores  son  las posibilidades de  tener 
éxito. 

La habilidad de llevarse bien con los demás 
Influencia inspir adora 

El secreto del servicio eficaz se encuentra, según el autor, en solo dos palabras. Conocerlas 
y aplicarlas será de mucho valor. 
El servicio, si bien es fácil de describir, es mucho más difícil de definir. Resulta mucho más 
fácil relatar lo que hacen los Siervos que describir lo que son. El servicio suele ser difícil de 
captar.  Lo  reconocemos  al  verlo,  y  aún  así  nos  cuesta  identificar  o  resumir  el  concepto. 

A  riesgo  de  simplificar  demasiado,  me  resistiré  a  una  definición  interminable  y  me 
conformaré  con  una  palabra.  Dicha  palabra  es  influencia.  Si  me  lo  permite,  dos  palabras: 
influencia inspiradora. 

Las personas que mejor desempeñan el trabajo de administración  las que son más exitosas 
como Siervos usan su influencia para inspirar a otros a seguir, a trabajar más arduamente... a 
sacrificarse,  de  ser  necesario.  Por  difícil  que  resulte  captarla,  tal  influencia  inspiradora 
genera resultados increíbles. 

• Cuando un equipo encuentra un director técnico que tiene servicio, es notable ver cómo los 
jugadores  se  esfuerzan  y  logran  realizar  hazañas  casi  imposibles  con  el  fin  de  ganar. 

• Cuando un maestro tiene aptitud para el servicio, la colaboración y los logros de su clase 
rayan en lo increíble. 

• Cuando un equipo de ventas encuentra servicio en su gerente, los integrantes se matan por 
alcanzar sus cuotas de venta mes tras mes. 

Este  es  un  buen  momento  para  aclarar  una  cosa,  por  las  dudas;  que  usted  esté  diciendo: 
“Pues, yo no soy una persona con aptitudes de servicio. No concuerda con mi modo de ser”. 
Es falsa la impresión de que todos los Siervos deben tener el mismo temperamento. Algunos 
son  del  tipo  arremetedor,  cuyo  estilo  es  audaz,  bullicioso  y  fuerte. Pero  otros,  igualmente 
eficaces, tal vez sean más silenciosos. Rara vez levantan la voz por encima de un nivel de 
conversación. 

Conozco  Siervos  que  emplean  métodos  extrínsecos  de  motivación  con  gran  éxito.  Pero 
también sé de personas que detestan ese enfoque. Prefieren mucho más motivar a la persona

58 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


interior con apelaciones intrínsecas. Hay Siervos  que se mantienen distantes, mientras que 
otros  se  arremangan  y  se  involucran  de  manera  directa  con  las  personas  que  están  a  su 
cargo.  Algunos  Siervos  son  sumamente  inteligentes,  tienen  amplia  preparación  y  son 
eruditos en su labor. Otros no son tan brillantes en lo intelectual, pero son avezados, sabios 
e ingeniosos... y se los respeta tanto como a sus homólogos brillantes. 

Obviamente, el temperamento de un  siervo  (algunos tal vez lo denominen “estilo”) difiere 


de  una  personalidad  a  otra.  Sea  como  fuere  que  se  exprese  el  estilo  de  servicio,  los  que 
responden con colaboración y dedicación lo hacen por causa de la influencia inspiradora que 
demuestra dicho siervo. 

Sea cual fuere su temperamento, el siervo cuya influencia prueba ser la más eficaz es el que 
se lleva bien con la gente. 

El  gran  empresario  estadounidense,  John  D.  Rockefeller,  cierta  vez  admitió:  “Estoy 
dispuesto  a  pagar  más  por  la  habilidad  de  tratar  con  las  personas  que  por  cualquier  otra 
habilidad bajo el sol.” 

Resulta prácticamente imposible exagerar el valor de esta cualidad fundamental. De acuerdo 
con  un  informe  presentado  por  la  American  Management  Association  [Asociación 
Americana  de  Administración  de  Empresas]  una  mayoría  abrumadora  de  los  doscientos 
gerentes  que  participaron  en  la  encuesta  reconocieron  que  el  ingrediente  más  valioso  la 
“destreza  de  importancia  primordial”  era  la  aptitud  de  llevarse  bien  con  la  gente.  Los 
gerentes  asignaron  mayor  importancia  a  esta  aptitud  que  a  la  inteligencia,  el  poder  de 
decisión, el conocimiento del trabajo o las destrezas técnicas. 

Con demasiada frecuencia (particularmente entre los que se inician en el servicio), se resta 
importancia  al  valor  de  llevarse  bien  con  la  gente.  Se  supone  falsamente  que  en  forma 
automática las personas respetarán  y seguirán el servicio  que se dé por el simple hecho de 
contar  con  una  mutua  dedicación  al  mismo  Señor  o  un  mutuo  acuerdo  sobre  la  misma 
doctrina...  sin  que  tenga  peso  alguno  la  aptitud  del  siervo  para  tratar  con  las  personas. 

¡Se trata de una lamentable falsa ilusión! 

Una  y  otra vez  he hablado  con  individuos desilusionados que  iniciaron  su  servicio  al  Rey 
con  esa  mentalidad.  Si  bien  fueron  llamados,  se  capacitaron,  se  dedicaron,  tenían 
entusiasmo  por  su  futuro  y  se  les  dio  una  oportunidad  superior  de  conducir  un  grupo  de 
personas,  finalmente  se  vieron  obligados  a  reconocer  que  el  ingrediente  que  pensaron  era 
posible pasar por alto justamente había resultado ser el más imprescindible. ¡Cuántas veces 
escuché las palabras “Si tan solo...”! 

Ampliemos,  entonces,  nuestra  definición  para  que  incluya  todas  estas  características 
importantes. Los Siervos eficaces son aquellos cuya influencia inspiradora impulsa a otros a 
seguirlos. 
Si bien su estilo, nivel de inteligencia, método de motivación y participación personal en las

59 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


tareas  puede  diferir  ampliamente,  las  personas  de  mayor  éxito  tienen  el  mismo  rasgo:  la 
habilidad de llevarse bien con los demás. 

GIDÓN Y LOS 300 

Gidón vivió en una de las épocas más desalentadoras de la historia de Yisrael. Un tiempo de 
apostasía y de confusión. Sin embargo, aun en ella resplandece la bondad de Elohim  en un 
hombre débil, tímido, que se puso en las manos de  Elohim para dar "la  buena batalla." La 
época de Gidón es muy representativa de nuestra propia época, y la figura de Gidón también 
lo es de quienes conforman el remanente fiel del presente tiempo. 

Caos en Yisrael 

El libro de los Shoftim contiene el tramo de la historia de Yisrael que media entre Yahushua 
y Sh´muel. Entre ambos neviim, de reconocida fidelidad, hay un largo período muy oscuro. 

Muerto Yahushua y toda su generación, el pueblo se volvió  a baal, por lo cual se encendió 
contra ellos el furor del Señor. La mano de los enemigos se hizo pesada y fueron despojados 
y humillados. En estas circunstancias, el Señor levantó Shoftim para que los librasen, pero, 
pasado  el  tiempo de un juez, otra  vez  se  apartaban.  Trece  Shoftim  fueron  levantados para 
guiar al pueblo en este período, pero el final era siempre el mismo. Así lo resume el último 
versículo del libro: "En estos días no había rey en el Yisrael; cada uno hacía lo que bien le 
parecía" (21:25). 

Tal vez el más fiel de los Shoftim fue Gidón, cuya historia se narra en los perek 6, 7 y 8 de 
este libro. 

Desde  el  primer  versículo  del  perek  6,  somos  ya  introducidos  en  lo  que  eran  aquellos 
tiempos:  "Los  hijos  de  Yisrael  hicieron  lo  malo  ante  los  ojos  de  Yahweh;  y Yahweh  los 
entregó en manos de Median por siete años." Los Yisraeli sembraban y cosechaban, pero no 
comían  de  ello.  Criaban  ganado,  ovejas,  bueyes  y  asnos,  pero  no  les  aprovechaba.  Los 
madianitas venían a la tierra como langostas, y sus camellos eran innumerables. A su paso 
no  dejaban  nada.  Yisrael  conoció  entonces  el  hambre  y  la  frustración  de  trabajar  sin 
aprovechar lo trabajado. Nada quedaba del pueblo vencedor, al cual Elohim había dicho, por 
boca de Moshéh, que haría caer "temblor y espanto" sobre sus enemigos Shem (Ex) 15: 15­ 
16. 

Tal como el tiempo de los Shoftim es nuestro tiempo. La apostasía cunde por todos lados. El 
pueblo de Elohim se ha olvidado de las bondades de Elohim e impera la incredulidad. Los 
enemigos de Elohim han tomado por asalto los diversos ambientes, y ha sido mancillado el 
testimonio de Elohim. En tal desastrosa situación, los verdaderos hijos de Elohim  sufren el 
robo  de  su  paz  y  de  su  herencia.  El  fruto de  su  esfuerzo  es  devastado.  Viven  expuestos  a 
infinidad de peligros. Se sienten como en campo raso, sin defensa, y sin escudo. ¿Cuál es la 
causa? ¿Estará en Elohim que se ha olvidado de ellos? ¿Es que se ha olvidado Elohim de su 
heredad? No es así. Es por el errar, es porque se han dejado el camino de Yahweh, y se han 
levantado lugares a los Elilim.

60 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Sin embargo, aún en estos tiempos, Elohim se ha reservado un remanente fiel. Hoy también 
hay  hombres  que  son  levantados  por  el  poder  de  Elohim  para  resistir  la  anormalidad  y 
vencer las batallas de Elohim. 

La Escritura nos dice que  Yisrael clamó  a Yahweh  y Elohim  le envió un nevii, el cual les 


dijo que todo lo que ellos estaban viviendo era consecuencia de la desobediencia a su  voz 
(6:8­10).  Y  luego,  en  su  bondad,  Yahweh  envía  su  malak,  quien  se  le  aparece  a  Gidón 
(6:11). 

Un valiente, escondido 

Dice la Escritura que, en ese momento, "Gidón estaba sacudiendo el trigo en el lagar, para 
esconderlo  de  los  mediani".  Gidón  sacudía  el  trigo  en  el  lagar,  no  en  la  era.  Nosotros 
sabemos que la era es el lugar donde se sacude el trigo. El lagar es donde se exprime la uva, 
donde se hace el vino. Este es un signo, entonces, de anormalidad. Gidón sacude el trigo en 
el  lagar,  para  defenderse  de  los  enemigos,  porque  la  era  no  ofrecía  seguridad.  Él  está 
escondido en su propia casa. 

El  malak  saluda  a  Gidón  con  estas  palabras:  "Yahweh  está  contigo,  varón  esforzado  y 
valiente" (6:12). Si el malak dice que Gidón era esforzado y valiente, es porque de verdad lo 
era.  Pero,  ¿cómo  es  que  los  hombres  valientes  estaban  escondidos  del  enemigo?  Si  los 
esforzados estaban en esa condición, ¿que quedaba para los medrosos? ¡Oh, es que el brazo 
del hombre es incapaz para salvar, es que la fuerza y la valentía del hombre de nada sirven, 
si Elohim no salva! De nada servían la fuerza y la valentía de Gidón. Era una fuerza inútil. 
Cuando  peleamos  las  batallas  de  Elohim  nos  damos  cuenta  de  la  inutilidad  de  nuestra 
capacidad y de nuestras armas. 

El celo y la humildad de Gidón 

Sin embargo, Gidón estaba consciente de la caída de Yisrael, porque responde al malak con 
gran celo: "Ah, señor mío, si Yahweh está con nosotros, ¿por qué nos ha sobrevenido esto? 
Y dónde están todas sus maravillas, que nuestros padres nos han contado diciendo: ¿No nos 
sacó Yahweh de Mitzrayim? Y ahora Yahweh nos ha desamparado, y nos ha entregado en 
manos  de  los  mediani."  Gidón  conoce  la  palabra  de  Elohim,  la  cual  habla  de  maravillas 
ocurridas en otro tiempo a favor de su pueblo. Gidón ama a Yisrael y se duele con el estado 
de postración que padece. Él no está conforme con la anormalidad. Él espera la vindicación 
de  Elohim.  Sus  palabras  brotan  como  una  dramática  llamada  de  auxilio.  Gidón  estaba 
consciente  del  problema  de  Yisrael.  Sabe  que  Yisrael  no  es un  pueblo  llamado  para  estar 
sojuzgado. Entonces  Elohim, al ver su  corazón angustiado, fue a él para alentarlo a pelear 
las batallas de Elohim. Elohim se manifiesta a aquellos que esperan en  su salvación, y que 
no se conforman con las cosas como están, que no se resignan a la derrota sólo porque los 
demás  estén  derrotados,  que  no  se  conforman  con  la  anormalidad  sólo  porque  estén 
rodeados de ella, y porque muchos la legitimen. 

Entonces Elohim prueba el corazón de Gidón, diciéndole: "Ve con esta tu fuerza, y salvarás

61 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


a  Yisrael  de  las  manos  de  los  mediani.  ¿No  te  envío  yo?"  El  Señor  le  insta  a  que  use  su 
fuerza, "tu fuerza", y le ofrece su respaldo. Si Gidón confía en sí mismo, dirá: "Sí Señor, yo 
puedo, yo iré". Pero Gidón conocía su pequeñez y conocía a Yahweh. 

Yahweh  siempre  nos  da  la  posibilidad  de  echar  mano  primero  a  nuestras  fuerzas.  Luego, 
cuando hemos fracasado, echamos mano a lo suyo. Así que tenemos siempre ante nosotros, 
en nuestro servicio, dos caminos: el de nuestras fuerzas  y  el de los recursos de Elohim. Y 
normalmente nosotros, en nuestra presunción, echamos mano a lo nuestro. Creemos que en 
nosotros hay capacidad, hay buenas ideas ("Con esto salvo la situación"), y aun los primeros 
intentos  parece  que  dan  resultado.  Hay  algún  fruto.  Hay  buen  ánimo,  emoción  mucha 
emoción, fogosidad, cánticos entusiastas. Nos llenamos de esplendor. Luego, a poco andar, 
comenzamos  a  cansarnos,  los  cánticos  empiezan  a  parecer  repetitivos.  Las  formas  siguen 
iguales,  pero  el  esplendor  se  esfuma.  Reaccionamos,  buscamos  culpables,  herimos  al 
hermano,  sembramos muerte  y  cosechamos muerte.  Entonces  recién  entonces  acudimos  a 
Elohim. Y Él, en su bondad, nos oye y nos salva. Ahora estamos dispuestos a renunciar a lo 
nuestro  y  a  reputarlo  por  basura,  para  seguir  un  camino  más  excelente.  Este  camino  es,  a 
veces, lento, difícil, y comienza, invariablemente, con una pérdida del yo y una afirmación 
del esplendor de Elohim. Pero es un camino seguro. 

¿Cómo evitar un fracaso doloroso y un "largo itinerario por el desierto"? Veamos a Gidón. 

Gidón  no intenta siquiera probar con  sus propios medios. Él conoce a  Elohim  y conoce su 


propia impotencia, por lo cual dice: "Ah, Señor mío, ¿con qué salvaré yo a Yisrael? He aquí 
que  mi  familia  es  pobre  en  Menashéh,  y  yo  el menor  en  la  casa de mi  padre."  Aunque  el 
Malak ha visto alguna fuerza en Gidón, él no ve nada en sí mismo. Gidón reconoce que no 
tiene nada, y que no es nada. "¿Con qué salvaré yo a Yisrael?" lo primero aquí es con qué. 
Él no tiene nada. Y luego dice "¿Con qué salvaré yo?" Él no es nada. "¿Quién soy  yo para 
salvar?",  dice  Gidón.  Además,  dice  que  su  familia  es  pobre  en  Menasheh,  y  que  él  es  el 
menor de ella. Gidón no tenía rangos ni títulos que ostentar. Cuando dice que él es el menor 
de la casa de su padre nos hace recordar a David entre sus hermanos, cuando Sh´muel iba a 
ungir al futuro rey de Yisrael. De verdad, Elohim "no mira lo que mira el hombre; pues el 
hombre  mira  lo  que  está  delante  de  sus  ojos,  pero  Yahweh  mira  el  corazón"  1  Shm  16:7 

La  humildad  la  de  Gidón  nos  muestra  que  ante  la  presencia  de  Elohim  vemos 
verdaderamente  lo  que  somos.  Ante  Él  apreciamos  nuestra  absoluta  nulidad.  Sólo  quien 
anda delante de Elohim puede decir: "¡Ay de mí!". Sólo el ver a  Elohim mata en nosotros 
toda presunción y vanagloria. "En tu luz veremos la luz" Teh (Sal) 36:9. Ver también Yesh 
(Is) 6:5;  Mif (Hch) 9:6; Ap.1:17. 

Estas  palabras  de  Gidón  nos  recuerdan,  además,  a  Shaúl  diciendo  de  sí  mismo  que  era 
menos que el más pequeño de todos los qadosh Ef 3:8. Viéndole de este modo, uno podría 
pensar que Elohim se equivocaba al escoger a este hombre. "Un acomplejado", se dice en la 
terminología moderna. Pero es que ante Elohim no cabe otra posición. 

La señal: la ofrenda

62 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Entonces  Gidón  pide  una  señal.  Él  desconfía  de  sí  mismo,  de  su  propia  percepción.  No 
quiere  equivocarse.  Son  tiempos peligrosos. Por eso pide  una  señal.  Así  también nosotros 
debemos  probar  los  Ruajot,  y  someter  nuestras  percepciones  al  juicio  de  Elohim  y  de  los 
demás hijos de  Elohim.  Hay situaciones  tan  importantes  en la  vida del  creyente  en que  se 
hace necesario eliminar toda forma de duda, sobre todo en este tiempo en que Adversario se 
disfraza  como  malak  de  luz,  para  engañar,  si  fuere  posible,  aun  a  los  escogidos. 

Gidón pidió una señal delante de Elohim para asegurarse de que su percepción del ruaj era 
correcta.  Gidón  estaba  solo.  Nosotros  tenemos  una  ventaja  sobre  él:  no  estamos  solos; 
estamos  en  la  qahal.  Nosotros  debemos  someter  nuestras  percepciones  ante  los  hermanos 
más  maduros  para  no  equivocarnos.  Un  hombre  solo  no  es  confiable,  porque  hoy  está  el 
Cuerpo.  En  medio  de  la  asamblea  de  los  qadosh  es  donde  podemos  conocer  con  mayor 
seguridad la voluntad de Elohim y asegurar nuestros corazones delante de Él. Es verdad que 
Elohim puede darnos señales aún hoy día tal como hizo con Gidón, pero estando el Cuerpo, 
lo más probable es que Elohim nos confirme su voluntad a través de los hermanos. 

Luego  Gidón  presenta  una  ofrenda.  Él  la  ofrece  debajo  de  la  encina,  pero  el  malak  le 
corrige,  diciéndole  que  la  ofrezca  sobre  la  peña.  Entonces  y  sólo  entonces,  el  malak  hizo 
subir fuego de la peña, que consumió la carne y los panes sin levadura. Todo esto tiene una 
significación del ruaj. La ofrenda no se puede ofrecer en cualquier lugar. Sólo en  Mashiaj 
Elohim nos acepta. No hay sacrificio acepto si no es sobre la base de la justicia de la Roca 
que  es  Mashiaj  y  de  su  sacrificio.  Entonces,  el  fuego  puede  subir  de  ella.  Gidón  podía 
presentar  su  ofrenda,  pero  sólo  Elohim  podía  encenderla.  Elohim  tiene  el  fuego,  y  con  el 
fuego  la  ofrenda  es  quemada,  y  sube  a  Elohim  en  olor  grato.  Y  entonces  la  ofrenda  es 
recibida. 

De la misma manera ocurrirá cientos de años después, con los holocaustos presentados por 
Eliyáhu  ante los kohanim de Baal. Eliyáhu presentó el sacrificio, pero Elohim lo encendió. 
Elohim  sólo derrama  su  fuego  sobre  aquello  que  está  en  la  Roca.  El  Ruaj  Ha  Qodesh,  el 
fuego de Elohim  Lq 3:16, es derramado sobre aquellos que han recibido al Señor y se han 
ofrecido  a  Él  un  minja  grato.  El  minja  tiene  que  ser  quemada  y  reducida  a  cenizas.  Así 
también nosotros, tenemos que morir para que Elohim tenga ganancia. 

La  ofrenda  de  Gidón  era  modesta  (sólo  un  cabrito).  No  es  comparable  a  la  ofrenda  que 
presentó, por ejemplo,  Abraham, que  consistió en una becerra, una  cabra, un  carnero, una 
tórtola y un palomino Br (Gn) 15:9. Los tiempos de Abraham eran de abundancia. Estos los 
de  Gidón  son  tiempos  de  escasez.  Nosotros  hoy  también  vivimos  días  de  escasez,  de 
anormalidad,  en  que  el  testimonio  de  Elohim  es  puesto  en  cuestionamiento  incluso  por 
muchos.  Nosotros,  como  Gidón,  tenemos poco  que  ofrecer  hoy  al  Señor,  sólo  un  cabrito, 
pero  procuremos  que  esto  poco  sea  nuestro  todo.  Así,  no  importa  cuán  poco  sea,  Él  nos 
podrá usar como lo hizo con Gidón. 

Derribando los Elilim 

Luego de ofrecer la ofrenda, Gidón se da cuenta de que ha hablado con el Malak de Yahweh 
y se llena de temor. Pero Elohim le dice que no morirá. Entonces, Gidón edifica allí Mizbéaj

63 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


a  Yahweh,  y  lo  llama  "Yahweh­shalom"  ("Yahweh  es  paz").  Una  vez  que  el  minja  es 
ofrecida  sobre  la  Peña,  el  creyente  entra  en  la  presencia  de  Elohim  como  un  alabador. 
Habiéndose hecho shalom con Elohim por medio del sacrificio de sangre, levanta ahora un 
Mizbéaj para la comunión personal, indispensable para quien quiera servir a Elohim delante 
de los hombres. 

Luego, el creyente tendrá que pasar por una prueba más, antes de recibir la unción del Ruaj 
para  servir.  Si  bien  el  Ruaj  Ha  Qodesh  permanece  en nosotros desde  cuando creímos,  sin 
mediar requisito alguno, la unción del Ruaj que nos capacita para el servicio, viene después. 
Esa misma noche, Elohim se aparece a Gidón y le ordena derribar el Mizbéaj de Baal, cortar 
la imagen de Asherah que estaba en la casa de su padre, y levantar Mizbéaj a Yahweh en la 
cumbre de un peñasco. 

¡Había Elilim en la casa de este Yisraeli! ¡Qué terrible! ¿Qué quedaba del temor a Elohim y 
de las claras admoniciones de la Torah en cuanto a los otros elohim? Esta es la causa de por 
qué  el pueblo estaba  en opresión.  Los  Yisraeli  tenían  Elilim  en  sus propias  casas.  ¿Cómo 
podían  ser  librados  así?  ¿Acaso  no  sabían  que  fue  Elohim,  el  Elohim  que  no  acepta  ser 
prefigurado en imágenes, el que les sacó de Mitzrayim y les dio la tierra que poseían? 

La  idolatría  estaba  condenada  y  prohibida  en  los  dos primeros  mandamientos,  lo  cual  era 
suficiente para demostrar su pecaminosidad. ¿No había enviado el Señor un terrible juicio a 
causa de otros elohim en Baal­peor? Bem (Nm) 25. 

Un ídolo es toda falsa deidad. Es todo aquello que nos puede hacer creer que por su virtud 
seremos  salvados  o  protegidos.  Shaúl  nos  exhorta  a  huir  de  otros  elohim  1ª  Cor10:14  y 
Yahujanan  nos  advierte  acerca  de  ella  1ª  Yhj  (Jn)  5:21.  Otros  elohim  es  también 
"veneración", es decir, un amor excesivo  y excluyente hacia lo que no es  Elohim. Cuando 
uno  superpone algo a Elohim, eso es un  elohim ajeno. Cuando el Señor dice que el ama a 
padre, madre, hijo o hija más que a Él, no es digno de Él, está derribando Elilim, objetos de 
veneración. 

Derribar los Elilim significa barrer con todo lo que reclama nuestra atención o nuestro amor 
por encima del Señor. Esto significa entrar en conflictos con quienes nos rodean y aun hasta 
recibir  amenazas,  pero  el  que  vence  sobre  ellos  será  llamado  Jerobaal  (enemigo  de  los 
Elilim). 

¡En shamayim suena muy bien este nombre! Es bueno ser conocido como uno que destruye 
Elilim.  Es  buena  cosa  ser,  en  este  sentido.  El  mundo  está  lleno  de  Elilim  a  los  cuales  es 
preciso derribar para que Elohim pueda actuar. Si hay un errar que irrita al Señor, ese es el 
que se inclina ante otro elohim Shem (Ex) 32:19­29. El pueblo de Elohim tuvo que sufrir 70 
años de cautiverio en Babilonia para aprender esto. 

Luego, Gidón edifica Mizbéaj a Yahweh y sacrifica un toro con la madera de la imagen de 
Asherah  que  había  derribado.  El  primer  Mizbéaj  había  sido  levantado  para  adoración 
personal; este segundo Mizbéaj fue erigido para testimonio a toda su familia y su ciudad. Lo 
hecho por Gidón  esa noche,  con  ayuda de  algunos  siervos,  causó  revuelo al día  siguiente.

64 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Pero, desde  entonces,  comenzaron  a saber que  Elohim  estaba  con  él. Porque  el Ruaj  vino 
sobre él, y al sonido del cuerno, toda su familia se le unió. Su testimonio había sido eficaz. 
Primero atrajo a su padre, luego atrajo a toda su familia. Más adelante habría de ser notorio 
a todo Yisrael. 

El Ruaj sobre Gidón 

Una vez derribados los Elilim, podía Gidón entrar en batalla. Porque entonces vino sobre él 
el Ruaj de Elohim. Hay una estrecha relación entre el derribar los Mizbéaj de los Elilim y la 
recepción  del  Ruaj  Ha  Qodesh,  que  nos  capacita  para  el  servicio.  Este  asunto  es  de 
fundamental  importancia  para  un  siervo  que  espera  poder  agradar  a  Elohim.  Si  no  puede 
solucionar este asunto, no podrá recibir la unción del Ruaj Ha Qodesh para servir ¿Quiénes 
pueden  entrar  en  las  batallas  de  Elohim?  Aquellos  que  han  recibido  el  Ruaj  Ha  Qodesh. 
¿Quiénes  son  aquellos  que  reciben  el  Ruaj?  Los  que  han  derribado  los  Mizbéaj  de  los 
Elilim. No podremos predicar con unción si no hemos sido capacitados por el Ruaj. Y esta 
capacitación  está  condicionada  por  nuestra  consagración.  En  la  medida  en  que  algo  es 
quitado del trono de nuestro corazón, el Señor es más entronizado en ese lugar. Si nuestro 
corazón está  libre de otros  elohim, el  Señor podrá  ejercer  toda  autoridad  en nosotros,  y el 
Adversario  será  vencido  en  todo  lugar  a  través  de  nosotros.  La  prueba  de  nuestra 
consagración está en la destrucción de los Elilim. 

Luego que se le reunió todo el pueblo, y que vino el Ruaj sobre Gidón, él todavía pide una 
nueva  señal.  Ahora  es  la  señal  del  vellón  de  lana.  Esto  lo  hizo  dos  veces.  Podría  parecer 
excesiva la desconfianza de Gidón. Puede hasta sonar como una desconfianza hacia Elohim. 
Pero, ¿qué hemos de ver nosotros? Que es necesario desconfiar de sí mismo siempre. Es así 
en el comienzo de nuestros tratos con  Elohim, es así en el transcurso de ellos y también al 
final.  En  esto  no  erraremos.  En  tanto  sea  una  desconfianza  de  nosotros  mismos,  no 
erraremos. Tenemos que asegurar nuestro corazón, nuestras percepciones  y asegurarnos de 
estar sirviendo en las fuerzas del Señor. Si, después de hacerlo, hallamos que no vamos por 
el camino correcto, entonces debemos detenernos y esperar el tiempo y la ocasión del Señor. 

En el perek 7 vemos que Yisrael contaba con treinta  y dos mil hombres dispuestos para la 
batalla.  Pero  Elohim  no  necesitaba  tantos.  "  Dijo  no  sea:  que  se  alabe  Yisrael  contra  mí, 
diciendo. Mi mano me ha salvado" (7:2). Entonces los selecciona hasta que quedan diez mil, 
y luego los vuelve a seleccionar hasta que sólo quedan trescientos. Elohim prescinde de los 
veintiún mil setecientos, porque sólo necesita trescientos. 

La verdad es que Elohim no tenía ninguna intención de hacerlos pelear. Ellos simplemente 
iban  a  ser  testigos  de  cómo  Elohim  peleaba  por  ellos.  De  todas  maneras,  en  el  campo de 
batalla, estos trescientos deberían enfrentar a ciento treinta y cinco mil (8:10). La proporción 
es,  exactamente,  de  uno  a  cuatrocientos  cincuenta.  Por  cada  Yisraeli  había  cuatrocientos 
cincuenta mediani. Y es la misma proporción de Eliyáhu con respecto a los neviim de Baal, 
en  el  monte  Carmelo  a  Mlk  (1  Re)  18:22.  Elohim  es  plenamente  glorificado  cuando  un 
creyente confía solamente en  Elohim  al enfrentar a cuatrocientos cincuenta enemigos. Así, 
no hay ninguna posibilidad de vanagloria, como no la hubo para  Yisrael ante los mediani. 
Es así también con nosotros, pues, por muchos que seamos, siempre vamos a ser pocos si

65 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


consideramos la cantidad de los enemigos que nos rodean. Así y todo, Elohim  nos lleva de 
triunfo en triunfo, y de victoria en victoria. 

La batalla de Gidón 

La batalla de Gidón es un tipo de las batallas del ruaj de los hijos de Elohim en este tiempo. 
Veamos algunos aspectos de esta tipología: 

Al igual que en Gidón, la victoria de unos pocos, favorece a todo el pueblo de Elohim. Son 
pocos los que participan (los "escogidos"), pero su victoria favorece a los muchos (a todo el 
pueblo  de  Elohim).  Trescientos  vencen  para  que  todo  el  pueblo  de  Yisrael  disfrute  de  la 
victoria. "Así fue subyugado Medían delante de los hijos de Yisrael, y nunca más volvió a 
levantar  la  cabeza.  Y  reposó  la  tierra  cuarenta  años  en  los  días  de  Gidón"  (8:28).  Los 
trescientos de Gidón son los que están dispuestos a pelear las batallas de Elohim llevando en 
su corazón a todos los hijos de Elohim. 

Al igual que en el caso de  Gidón, nuestras batallas se dan sobre la base de una victoria  ya 


obtenida  por  el  Señor  Yashua  Ha  Mashiaj.  Gidón,  antes  de  entrar  en  batalla,  tuvo  claro 
testimonio  de  que  ya  estaba  ganada  (7:9­15).  Elohim  le  habló  por  boca  de  sus  propios 
enemigos, lo cual fue para él una prueba irrefutable de la victoria que Elohim le había dado. 
Aquí  vemos una demostración más de la  paciencia del Señor para  con  este  siervo. Paso  a 
paso lo fue guiando, aun en medio de su debilidad. Con paciencia y ternura infinitas soporta 
su  debilidad  y  le  fortalece.  Así  también hace  con nosotros.  Siendo  los  más  débiles de  los 
hombres, Él nos fortalece y nos hace más que vencedores por medio de Aquel que nos amó. 
Mashiaj venció, y nosotros hemos venido para tomar el botín. 

Las armas de nuestra milicia 

Las  armas  que  Gidón  utiliza  no  son  aptas  para  una  batalla  como  la  que  él  dio.  No  sirven 
para vencer a un enemigo de carne y hueso. Necesariamente tienen que ser, entonces, armas 
del  ruaj  (2ª  Co)  10:4.  Ellas  consistían  en  trompetas  y  en  teas  ardiendo  dentro  de  sendos 
cántaros.  El  shofar  es  la  Palabra  de  Elohim, anunciadora de  victoria.  El  shofar  asegura  la 
intervención de  Elohim,  un  prodigio.  En  el  Nuevo  Testamento,  Shaúl  menciona  el  shofar 
para referirse a la palabra de Elohim dicha por un nevii, que prepara al pueblo para la batalla 
1ª Co14:8. Considerando que la batalla ya estaba ganada, el shofar simplemente anunciaba 
la victoria. Las teas ardiendo nos hablan de corazones encendidos por el Ruaj Ha Qodesh, y 
consumidos de amor por Yahweh. Y los cántaros que habían de romper son vasos de greda 
o barro que representan la carne, el yo. La carne debe ser quebrantada para que brille la tea 
ardiendo. La carne encubre y limita la acción del Ruaj, por eso hay que quebrar el vaso de 
barro  para  que  brille  lo  que  hay  dentro  2ª  Co  4:7.  Nótese  que  cada  combatiente  debía 
quebrar su propio cántaro: este es un asunto personal. 

Hay  aquí  tres  aspectos  que  posibilitan  las  victorias  de  Yahweh.  La  Palabra  poderosa,  los 
corazones  llenos  del  Ruaj  Ha  Qodesh  y  el  yo  quebrantado.  Tres  armas  invaluables.  Tres 
señales  seguras  de  victoria.  Esta  debe  ser  necesariamente  nuestra  experiencia  del  ruaj. 
Hemos de saber usar la Palabra de Elohim 2ª Ti 2:15, hemos de ser llenos del Ruaj Ef 5:18,

66 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


y  hemos  de  negarnos  a  nosotros  mismos  Lq  14:26.  Sólo  así  podremos  vencer  como  hizo 
Gidón. 

La victoria de Yahweh 
Luego, frente al enemigo, no hay nada más que hacer. Ninguna fuerza, ninguna violencia. 
Sólo  ser  testigos  de  la  victoria  de  Yahweh. Ver  cómo  Elohim  confundía  al  enemigo  y  lo 
ponía en retirada. Cada uno de los trescientos sólo debía permanecer firme: "Y se estuvieron 
firmes cada uno en su puesto en derredor del campamento; entonces todo el ejército echó a 
correr dando gritos y huyendo" (7:21). Esta posición "firmes" nos recuerda los tiempos de 
normalidad,  cuando,  en  los días  de  Moshéh,  Elohim  preparaba  a  su  pueblo  para  rodear  el 
Mar Rojo: "No temáis; estad firmes, y ved la salvación que Yahweh hará hoy con vosotros; 
porque  los  de  mitzrayim  que  hoy  habéis  visto,  nunca  más para  siempre  los  veréis"  Shem 
(Ex)  14:13.  Este  sólo  versículo  de  Shoftim  7:21  nos  muestra  lo  que  es  el  retorno  a  la 
normalidad. Esta es la posición del pueblo de Elohim: firmes en la Emunah, y contemplando 
su  efecto  entre  los  enemigos  de  Elohim.  ¡Cómo  nos  recuerdan  esas  palabras  también  las 
exhortaciones de los sh´liajim: ese "Estad, pues, firmes", de Ef 6:14, o ese "Estad firmes en 
la  Emunah;  portaos  varonilmente"  de  1ª  Co  16:13;  o  ese  "Al  cual  (al  adversario)  resistid 
firmes en la Emunah" de a  Ke (1ª Pe) 5:9.! ¡Oh hermanos, esta es vuestra gloriosa posición: 
firmes, firmes, firmes! 

Cuando los mediani emprenden la huida, entonces  Gidón  invita a todo Yisrael para que se 


sume  a  la  persecución.  "Y  juntándose  los  de  Yisrael,  de  Naftalí,  de  Asher  y  de  todo 
Menashéh, siguieron a los mediani." 

Una lección de humildad 

Y  entonces  ocurre  un  hecho  insólito.  Los  hombres  de  Efraín  reconvienen  fuertemente  a 
Gidón  por no haberlos llamado cuando él iba a la guerra contra Medían. Y aquí, ante este 
argumento  absurdo,  Gidón  demostró  la  pureza  del  carácter  de  un  hombre  de  Elohim.  Él 
pudo  haberles  enrostrado  su  anterior  cobardía  para  sacudirse  el  yugo  madianita,  pero  les 
responde  minimizando  su  propio  mérito  y  destacando  la  victoria  que  ellos,  los  efraini, 
habían conseguido, capturando a Oreb y Zeeb. Su respuesta humilde aplaca la ira de los de 
Efraín:  "¿Qué  he  hecho  yo  ahora  comparado  con  vosotros?  ¿No  es  el  rebusco  de  Efraín 
mejor que la vendimia de Abiezer? Elohim ha entregado en vuestras manos a Oreb y a Zeeb, 
príncipes de Median; ¿y qué he podido yo hacer comparado con vosotros?". Gidón dice aquí 
que lo peor de Efraín era superior a lo mejor de Menashéh. Desde el día de la bendición de 
Yaaqóv,  en  que  puso  a  Efraín  antes  que  a  Menashéh,  siendo  éste  el  primogénito,  los  de 
Menashéh  se  sentían  menoscabados  ante  Efrayím.  Y  ahora,  aunque  Elohim  usa  a  uno  de 
Menashéh  para  libertar  al  pueblo,  y  para  bendecir  a  Efraín,  éste  aún  se  considera  el  más 
pequeño  y  está  más  dispuesto  a  reconocer  las  victorias  de  ellos  antes  que  las  propias. 

Aquí  Gidón  nos  enseña  que  hay  que  reconocer  las  victorias  de  otros  y  despreciar  las 
nuestras. Gidón dio respuestas de paz a los hombres violentos, y con ello los aplacó y pudo 
seguir  adelante  en  su  obra.  ¡Qué  distinto  es  lo  que  suele  verse  en  nuestros  días!  Los  más 
pequeños triunfos del ruaj se ensalzan por los mismos que los alcanzaron, para incrementar 
un  currículum  que  se  publica  a  los  cuatro  vientos.  Qué  fácil  es  que  la  soberbia  suba  al

67 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


corazón  cuando  Elohim,  en  su  bondad,  nos  da  algunos  triunfos.  Como  si  ellos  no  fueran 
posibles sólo por la victoria de Mashiaj, sin la cual viviríamos en la más profunda y terrible 
postración. ¿Quién de nosotros conocería la más mínima victoria si no fuera porque Yahweh 
en su bondad nos hace partícipes de la suya, única victoria digna de todo encomio? ¡Quiera 
Yahweh hacernos verdaderamente humildes! 

Una pérdida en los afectos 

Pero hay también algo aquí que resultó extremadamente doloroso para Gidón. Sus hermanos 
murieron en la batalla contra Zeba y Zalmuna, reyes de Median. Ese fue, tal vez, el mayor 
precio  que  Gidón  hubo  de  pagar  por  las  victorias  a  que  Elohim  le  llevó.  "¿Quién  es  mi 
madre,  y quiénes son mis hermanos? dijo el Señor Todo aquel que hace la voluntad de mi 
Padre  que  está  en  los  shamayim,  ése  es  mi  hermano,  y  hermana  y  madre"  Mt  12:48,50. 
Cuando nos ofrecemos delante de Elohim  tenemos que estar dispuestos a que haya pérdida 
en  los  afectos personales.  Cuando esto ocurre  es  tremendamente doloroso,  pero necesario. 
"Si alguno viene a mí, y no aborrece a su padre, y madre, e hijos, y hermanos, y hermanas, y 
aun también su propia vida, no puede ser mi discípulo" Lq 14:26. 

Concluida la victoria, los Yisraeli se acercan a Gidón y le dicen: "Sé nuestro señor, tú, y tu 
hijo, y tu nieto; pues que nos has librado de la mano de Medían. Mas Gidón respondió: No 
seré señor sobre vosotros, ni mi hijo os señoreará: Yahweh  señoreará sobre vosotros." Los 
Yisraeli  estaban  agradecidos  de  Gidón,  porque  los  había  librado  de  la  mano  de  los 
madianitas. Ese agradecimiento les lleva a ofrecerle  una especie de monarquía hereditaria. 
Podría ser rey él y luego su descendencia. ¡Qué tentación! Él, siendo un hombre proveniente 
de  una  pequeña  familia,  y  ésta,  a  su  vez,  de  una  tribu  poco  importante  en  Yisrael,  podría 
llegar a ser rey. La imagen de los honores y las riquezas deben de haber pasado fugazmente 
por su mente en ese momento, pero se negó a ello. Aunque él no podía saber en ese tiempo 
la historia posterior de Yisrael, su negativa de ese día posibilitó a Elohim desarrollar su plan 
para con el reino eterno del Mesías. Porque si Gidón lo hubiese aceptado, ¿cómo habría sido 
posible después la entronización del Vástago de Yishai? ¿Cómo se habría podido cumplir el 
propósito de Elohim en cuanto a la descendencia real, que debía ser de la tribu de Yahudáh? 
Gidón hizo bien en renunciar a sus propios intereses para que Elohim pudiera establecer su 
reino eterno sobre su pueblo. 

Luego de la victoria, es fácil ceder a la tentación de ejercer señorío sobre los demás. Gidón 
fue  tentado,  y  así  ocurrirá  siempre  en  medio  del  pueblo  de  Elohim.  Los  hijos  de  Elohim 
suelen  ser  agradecidos  y  sumisos  con  los  siervos  que  son  usados  por  Elohim.  Y  pueden, 
eventualmente,  hacerles  ofrecimientos  que  son  gratos  a  la  carne,  pero  que  ponen  en  serio 
riesgo el reinado del Señor sobre  su pueblo. Sólo el Señor debe reinar  y señorear sobre su 
pueblo. Un hombre de  Elohim puede ser ejemplo de los demás, tal como  Gidón, que dijo: 
"Miradme  a  mí  y  haced  como  yo"  (7:17),  pero  no  su  señor.  "No  como  teniendo  señorío 
sobre los que están a vuestro cuidado, sino siendo ejemplos de la comunidad"  a  Ke (1ª Pe) 
5:3. 

Es, pues, la vida de Gidón  y su época, una figura muy clara de nuestra época y de quienes

68 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


pretendemos  hoy  servir  a  Yahweh.  Que  Yahweh  nos  ayude  para  aprender  de  aquí  las 
lecciones 

EMUNAH, EXPERIENCIA Y TESTIMONIO PERSONAL 

Un  hombre  de  Elohim  ha  de  poseer  una  Emunah  propia,  que  le  permita  resistir  en  el  día 
malo. Como aquel "árbol plantado junto a corrientes de aguas, que da fruto en su tiempo, y 
su  hoja  no  cae;  y  todo  lo  que  hace  prosperará ."  Teh  (Sal)  1:3,  el  hombre  de  Elohim 
permanece fundado y firme en la Emunah Qol (Col) 1:23. Su característica fundamental no 
es el abundante follaje ni la regia estampa, sino la firmeza de su Emunah, por lo que puede 
permanecer firme aún en las pruebas más duras. El hombre de Elohim no tiene una Emunah 
parásita, sino una  Emunah  personal, propia, producto de una visión personal. Su  actuar no 
depende de la Emunah de otros, como tampoco depende de la incredulidad de otros. Aunque 
bien sabemos que en la casa de Elohim se recibe y se da ayuda, con todo, la firmeza de un 
creyente se basa en una Emunah personal, producto de haber visto a Yahweh. 

El  hombre  de  Elohim  tiene  una  historia  personal.  Hay  una  carrera  que  él  sabe  que  está 
corriendo. El puede reconocer claramente los hitos de esa carrera. Puede dar testimonio de 
las bondades de Elohim en cada una de esas etapas. El hombre de Elohim puede decir, como 
Shaúl: "Elohim, que me apartó desde el vientre de mi madre, y me llamó por su bondad ." 
Ga 1:15. Y como David: "Porque tú formaste mis entrañas; tú me hiciste en el vientre de mi 
madre… No fue encubierto de ti mi cuerpo, bien que en oculto fui formado, y entretejido en 
lo  más  profundo  de  la  tierra.  Mi  embrión  vieron  tus  ojos,  y  en  tu  libro  estaban  escritas 
todas aquellas cosas que fueron luego formadas, sin faltar una de ellas." Teh (Sal) 139:13, 
15­16.  De  ahí  en  más,  él  puede  reconocer  la  mano  de  Elohim  librándole,  guardándole  y 
guiándole como un padre libra, guarda y guía a su propio hijo. 

¡Qué  consuelo  es,  en  el  día  de  la  prueba,  en  el  día  en  que  shamayim  se  nubla  y  las 
esperanzas flaquean, hacer memoria de las bondades de Elohim y enumerarlas una por una! 
Podrán  las  circunstancias  dar  en  contra,  y  tratar  de  desmentir  la  realidad  de  Elohim  en 
nuestra  vida,  pero  desde  lo  profundo  de  nuestro  ser,  y  aún  desde  los  registros  de  nuestra 
memoria,  surge  un  testimonio  inconfundible  a  favor  de  Elohim,  de  su  amor  tantas  veces 
probado, de su paciencia infinita, de sus incontables favores y bondades disfrutadas día tras 
día. Sólo quien ha visto la mano de Elohim siguiéndole paso a paso en el camino de la vida 
podrá resistir firme en el día malo, y, habiendo acabado todo, estar firme. 

De  esta  Emunah  personal,  y  de  esta  experiencia  personal,  surge  necesariamente  un 
testimonio personal.  Hay  una palabra que  se tiene que  decir  a  favor de  Elohim. Hay  en  el 
corazón  y  en  la  boca  un  río  que  busca  fluir  en  alabanzas  al  Elohim  bendito,  y  que 
necesariamente  fluye.  Este testimonio tiene  ahora  el  valor de  lo  visto,  lo oído  y  aun de  lo 
palpado. 

Al igual que Yahujanan, podemos decir: "Lo que era desde el principio, lo que hemos oído, 
lo  que  hemos  visto  con  nuestros  ojos,  lo  que  hemos  contemplado,  y  palparon  nuestras 
manos tocante a la palabra de vida … lo que hemos visto y oído, eso os anunciamos …

69 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


" 1ª Yahujanan  1:1,3.  Lo  mismo que  Keifa  podemos  también decir:  "Porque no os hemos 
dado a conocer el poder y la venida de nuestro Señor Yashua Ha Mashiaj siguiendo fábulas 
artificiosas, sino como habiendo visto con nuestros propios ojos su  majestad. Pues cuando 
él recibió de Elohim Padre honra y gloria, le fue enviada desde el magnífico esplendor una 
voz que decía: Este es mi hijo amado, en el cual tengo complacencia. Y nosotros oímos esta 
voz enviada del shamayim, cuando estábamos con él en el monte santo."  b  Ke (2ª Pe) 1:16­ 
18. 

Alguien  puede  aducir,  tal  vez,  que  el  testimonio  de  Yahujanan  y  de  Keifa  procedían  de 
experiencias concretas, pero ¿acaso no es más firme aún el testimonio del Ruaj Ha Qodesh 
en nuestro Ruaj? ¿No es el Ruaj el que da testimonio a nuestro Ruaj de que somos hijos de 
Elohim?  ¡Es  más  seguro  el  testimonio  del  Ruaj,  sin  duda!  Shaúl  mismo  lo  atestigua 
diciendo: "Aun si a Mashiaj conocimos según la carne, ya no lo conocemos así." 2ª Co 5:16. 
Por eso, ¡qué firmes e incuestionables  son las palabras que proceden de la experiencia del 
ruaj de un hombre de Elohim! ¡Qué firme es el testimonio de un hombre que ha visto y oído 
a Yashua! Esto es lo que hace estable la Emunah, real la experiencia y firme su testimonio. 

DE ELOHIM Y PARA ELOHIM 

Consecuentemente con lo anterior, el hombre de Elohim  sabe que le pertenece a Elohim  y 
que existe para  el kabod de Elohim. Hay muchas cosas que hace, no porque le gusten a sí 
mismo,  sino porque  a  Elohim  le  agradan.  Así  también  hay  muchas  cosas  que  nunca  hará, 
porque sabe que a Elohim no le agradan, y él quiere agradar a Elohim. Esto desemboca en 
una necesaria  forma de vivir qadosh, en una comunión íntima, en un presentarse a  Elohim 
como sacrificio vivo cada día. El no sólo viene al Señor para ungirle los pies cual Miryam 
sino también, al igual que ella en otro momento, para quedarse sentado a sus pies, en la más 
maravillosa  contemplación  de  su  gloriosa  Persona,  admirándole,  y  oyendo  de  su  boca  las 
palabras de verdad. 

Él sabe lo que significa haber sido comprado por gran precio, el no ser ya más suyo, sino de 
Aquél que  lo  compró. El sabe que desde  el día  que ofreció  su  oreja  junto  a  la puerta  y su 
Amo se la orado  con la lesna, es su siervo para siempre, él  y todo lo que tiene Shem (Ex) 
21:2­6. El ha dicho:  "Yo amo a  mi Señor…  no  saldré  libre."  ¡Qué  benditas palabras! Para 
bien es quien puede decirlas. El ya no quiere ser más libre, (¡libertad aparente y engañosa!), 
sino  que  quiere  ser  "de  otro,  del  que  resucitó  de  los  muertos"  Ru  (Ro)  7:4,  para  una 
verdadera libertad. 

Esto hace que un hombre de Elohim sea insobornable y no intimidadle. "Pues, ¿busco ahora 
el  favor  de  los  hombres,  o  el  de  Elohim?  ¿O  trato  de  agradar  a  los  hombres?  Pues  si 
todavía  agradara  a  los  hombres,  no  sería  siervo  de  Mashiaj."  Ga  1:10.  Él  conserva  su 
independencia  de  los  hombres,  cuando  su  conciencia  se  ve  amenazada  por  los  que  se 
oponen a la Emunah: "a los cuales ni por un momento accedimos a someternos, para que la 
verdad de las buenas nuevas permaneciera con vosotros" Ga 2:5.

70 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


DELANTE DE ELOHIM Y DE LOS HOMBRES 

"Y  el  joven  Sh´muel  iba  creciendo,  y  era  acepto  delante  de  Elohim  y  delante  de  los 
hombres." 1ª Sh´muel 2:26.  "Y  Yashua  crecía  en  sabiduría  y  en  estatura,  y  en favor  para 
con  Elohim  y los hombres." Lq 2:52. "Yashua  Nazareno, que fue varón  nevii, poderoso en 
obra y en palabra delante de Elohim y de todo el pueblo." Lq 24:19. "Porque el que en esto 
sirve  a  Mashiaj,  agrada  a  Elohim,  y  es  aprobado  por  los  hombres."  Ru  (Ro)  14:18.  "… 
procurando hacer las cosas honradamente, no sólo delante del Señor sino también delante 
de los hombres." 2ª Co 8:21. 

Hay  un  gran  peligro  en  querer  caminar  sólo  delante  de  Elohim,  como  también  en  querer 
caminar sólo delante de los hombres. Un equilibrio aquí es deseable. 

Muchos de los que dicen caminar delante de Elohim solamente y no delante de los hombres, 
supuestamente  para  agradar  a  Elohim  y  no  agradar  a  los  hombres,  siguen  un  camino 
individualista,  de  insujeción.  Ellos  tienen  un  gran  concepto  de  sí  mismos,  y  piensan  que 
solos pueden dar las batallas de Elohim  y abrirse su propio camino. Aún más, ellos quieren 
hacerse un nombre, por lo que no aceptan el contrapeso que significa la presencia de otros 
hombres de Elohim a su lado, sirviendo juntos. Esta expresión aparentemente tan del ruaj de 
andar  delante  de  Elohim  y  no  delante  de  los  hombres,  es  muchas  veces  una  excusa  para 
seguir el camino del error, y para sembrar mortales herejías. Muchos falsos neviim que han 
salido por el mundo han tomado este camino. 

El otro extremo es tan peligroso como el anterior. Si caminamos delante de los hombres  y 
no delante de Elohim, entonces somos hipócritas. Buscar agradar a los hombres sin tomar en 
cuenta  a  Elohim  es  un  grave  error  en  un  siervo  de  Elohim.  Quien  toma  por  este  camino, 
rápidamente será excluido de la carrera, o bien se transformará en un siervo de los hombres. 

Los hombres de Elohim han de andar delante de Elohim y delante de los hombres. 

La Escritura nos dice que el joven Sh´muel, conforme iba creciendo, era acepto delante de 
Elohim  y  delante  de  los  hombres.  Si  Elohim  acepta  a  una  persona  para  que  le  sirva,  el 
pueblo lo sabrá. 

El  Soberano  Yashua,  siendo  todavía  un  joven,  crecía  en  favor  para  con  Elohim  y  los 
hombres.  ¿Por  qué no  delante de  Elohim  solamente?  Porque  su  trabajo  lo desarrollaría en 
favor de los hombres  y para los hombres. El amaba a los hombres  y eso se demostraba su 
carácter. El testimonio que dieron acerca de él los dos talmidim que iban a Emaús, aunque 
insuficiente  en  otro  aspecto,  concordaba  plenamente  con  lo  que  del  joven  hablaba  de 
Yashua en la Escritura, en cuanto a su caminar "delante de Elohim y de todo el pueblo ." 

Shaúl, por su parte, dice que es perfectamente posible agradar a Elohim y ser aprobado por 
los hombres. El se refiere específicamente a cómo uno debe conducirse ante los hermanos 
débiles  en  la  Emunah  para  no  ponerles  tropiezo.  Es  necesario,  entonces,  considerar  a  los 
demás, para procurar su edificación. De esta manera, se agrada a Elohim  y se es aprobado 
por los hombres.

71 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


El  mismo  Shaúl,  cuando  trata  el  asunto  de  la  recolección  de  ofrendas,  dice  que  hay  que 
hacer  las  cosas  honradamente,  no  sólo  delante  Yahweh,  sino  también  delante  de  los 
hombres.  Quien  anda  sinceramente  delante  de  Elohim,  no  tendrá  inconveniente  en  ser 
examinado  por  los  hombres,  ni  rehuirá  el  juicio  de  los  demás;  antes  bien,  buscará  ser 
transparente en todo y ante todos. 

Esta  expresión  de  Shaúl  es  perfectamente  aplicable  a  todas  las  cosas  que  un  hombre  de 
Elohim debe atender. Ahora bien, si en algún momento hay conflicto entre agradar a Elohim 
y agradar a los hombres, como aconteció a Keifa ante el Concilio, sabemos cuál es la opción 
correcta. Mif (Hch) 5:28­29. Pero, nótese que allí el conflicto se daba ante los incrédulos, no 
ante la qahal. Normalmente en la qahal nosotros conocemos la voluntad de Elohim, porque 
ella tiene "el ruaj de Mashiaj". 

Nosotros hemos visto que el Señor ha puesto delante de nosotros el camino de la qahal, y es 
aquí  donde  con  mayor  propiedad nosotros debemos  andar delante de  Elohim  y  delante de 
los  hombres.  Sujetos  a  la  Cabeza,  pero  también  "concertados  y  unidos"  a  "todas  las 
coyunturas  que  se  ayudan  mutuamente."  La  qahal  regula  nuestro  caminar  y  nos  salva  de 
muchos peligros. Si andamos sólo delante de Elohim, menospreciando el cuerpo, la qahal lo 
sabrá; y si, por otro lado, estamos buscando agradar a los hombres y no a Elohim, la qahal 
también lo sabrá. 

Así que, hace bien a todo siervo de Elohim en este tiempo peligroso andar de esta manera, 
equilibradamente, delante de Elohim y delante de los hombres. 

LEAL A LA VERDAD 

Los neviim antiguos tuvieron que pagar un alto precio por sostener la verdad de Elohim en 
tiempos de  apostasía.  Yeshayáhu  clama:  "El  derecho  se  retiró,  y  la justicia  se puso  lejos; 
porque la verdad tropezó en la plaza, y la equidad no pudo venir" (59:14). Yirmiyáhu, por 
su parte, dice: "Esta es la nación que no escuchó la voz de  Yahweh  su  Elohim, ni admitió 
corrección;  pereció  la  verdad,  y  de  la  boca  de  ellos  fue  cortada "  (7:28),  agregando  más 
adelante: "Hicieron que su lengua lanzara mentira como un arco, y no se fortalecieron para 
la verdad en la tierra …" (9:3). La sangre justa de muchos de ellos fue el precio de la verdad 
Mt 23:35. 

En este tiempo, también la verdad tropieza en cada plaza, y duerme debilitada en el corazón 
de  los  que debieran sostenerla. Ella  no  es  popular,  antes  bien,  es  resistida.  No  obstante,  y 
pese a eso, nosotros hemos de ser fieles a la verdad revelada y a la comisión que de Elohim 
hemos recibido. Si otros hombres de Elohim tienen otra encomienda, ellos son responsables 
de lo que han recibido, pero nosotros  tendremos que dar cuenta de lo que nosotros hemos 
recibido. Si tenemos esta revelación, no la despreciemos, sino seamos fieles a la verdad. 

"Compra  la  verdad  y no  la  vendas", dice  el Ruaj  Ha  Qodesh  en  Mis  (Pr) 23:23.  Nosotros 
vivimos  una  época  de  consensos,  de  negociaciones.  Una  época  en  que  están  los  dos 
extremos  del  mundo dándose  la  mano,  como  nunca  antes  imaginamos  que podría llegar  a 
ocurrir. Los principios más venerados por las generaciones pasadas, caen rendidos ante los 
intereses  comerciales.  Las  ideologías  de  ultranza  han  cedido  el  paso  al  pragmatismo  y  al

72 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


utilitarismo.  Hay  variadas  formas  de  relativismo  en  todas  las  esferas  de  la  vida 
contemporánea. Los principios y valores por los cuales en otras generaciones se ofrecieron 
muchas vidas humanas, ahora provocan, a lo más, una sonrisa en muchos labios. 

La verdad se compra, pero no se vende. Hay que pagar un alto precio por ella. No pensemos 
que la verdad es gratis, como muchas cosas que se ofrecen hoy a precio de ganga. Hoy casi 
todo se puede comprar a precio de liquidación. La verdad, en cambio, posee un alto precio, 
y no se rebaja por nada. Quien la ha comprado  si es que de verdad ha podido dar el precio 
que ella tiene de seguro que no procurará venderla. No hay liquidaciones de la verdad. 

La verdad tiene, además, la cualidad de separar a los hombres, de dividirlos. Shimón dijo a 
Miryam, la madre de Yashua, estas palabras de inspiración: "He aquí éste (el Señor Yashua) 
está  puesto  para  caída  y  levantamiento  de  muchos  en  Yisrael,  y  para  señal  que  será 
contradicha…, para que sean revelados los pensamientos de muchos corazones" Lq 2:34­ 
35. Esto significa que, por causa Yashua, unos iban a caer y otros iban a ser levantados. Los 
pensamientos escondidos de muchos corazones iban a ser puestos a la luz. Yahujanan dice: 
"Hubo disensión entre la gente a causa de él" (7:43)  y aún de los Prushim  dice: "Y había 
disensión  entre  ellos."  (Yahujanan  9:16).  ¿Cuál  es  la  causa  de  esta  disensión?  El  Señor 
Yashua  es  la  Verdad,  y  la  verdad  que  es  la  torah  separa  a  los hombres. Los que hacen  lo 
malo,  rehúyen  la  verdad;  los  que  practican  la  verdad,  la  aman  y  se  gozan  en  su  luz.  El 
mismo Yashua dijo: "¿Pensáis que he venido para dar paz en la tierra? Os digo, No, sino 
disensión "  Lq  12:51;  "No penséis  que  he  venido  para  traer  paz  a  la  tierra;  no  he  venido 
para  traer  paz,  sino  espada "  Mt  10:34.  No  nos  sorprendamos  de  que  la  verdad  produzca 
ante nosotros estos efectos. Antes Yashua los produjo, ante Shaúl también Mif (Hch) 14:4, y 
es así ante todo aquel que la predica. 

Con todo, la verdad es un imperativo para un hombre de Elohim. Si la considera sólo como 
una opción entre otras varias, está perdido como atalaya. Yej (Ez) 3:16­21. Por eso muchos 
de  los  hombres  que  fueron  usados  por  Elohim  en  otras  épocas  parecieron  muchas  veces 
rudos.  2ª  Co  11:6.  Ellos  denunciaron  y  atacaron  la  forma  errada  de  vivir.  Hicieron 
directamente  responsables  a  sus  propias  generaciones  por  los  males  de  su  época.  Cuando 
blandían  la  Palabra  de  Elohim  no buscaban  agradar  a  los  hombres,  sino  derribar  con  ella 
todos  los  Elilim  que  se  alzaban  contra  el  testimonio  de  Elohim.  Hoy  tenemos  este 
imperativo tocando nuestro oído y nuestro corazón. 

ACEPTA EL MADERO 

Cuando se toca íntimamente el "yo", entonces se revela lo que de verdad hay en el corazón 
del hombre. Elohim encuentra muchas maneras de tocarnos en nuestro ser anímico, para ir 
quebrantando nuestras  fortalezas,  de  modo que  podamos  llegar  a  ser  instrumentos  útiles  a 
Elohim.  Como  Elohim  no  nos  obliga  a  aceptar  la  operación  del  madero  sobre  nosotros 
mismos, hemos de ver que esta es nuestra responsabilidad. 

Lo primero que ocurre con uno que ha aceptado la operación del madero sobre su  alma es 
reconocer su propia pequeñez. Como Shaúl, no tiene inconveniente en afirmar: "Soy menos 
que el más pequeño de todos los qadosh " Ef 3:8. Y si se ve así, entonces puede actuar en 
consecuencia. ¿Reclamará para sí una cierta posición? ¿Luchará por establecer un servicio?

73 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


¿Tendrá  una  excelente  opinión  de  sí  mismo  en  desmedro  de  los  demás?  Tales  cosas  son 
erradicadas definitivamente de uno que se ve a sí mismo como "menos que el más pequeño 
de todos los qadosh". 

Un hombre de Elohim reconoce la peligrosidad de la carne en el servicio de Elohim. Es uno 
que  no  juega  con  ella,  sino  que  la  descalifica  tenazmente.  Y  no  sólo  reconoce  la 
peligrosidad de la carne, en general, sino de su propia carne, en particular. Él puede afirmar 
sin ambages: "¡Cuidado, hermanos, mi carne es peligrosa; poned resguardos!" Entonces se 
cuidará y desconfiará de ella, lo mismo que de la de los demás. Como no hay nada bueno en 
sí  mismo,  no  osará  predicarse  a  sí  mismo,  ni  exhibir  sus  propios  méritos.  Predicará,  con 
todas las fuerzas de que es capaz, a Mashiaj y sólo a Mashiaj y su  bendita Palabra. Acepta 
gustoso su propia muerte para que otros vivan: no reclamará por la posición que el Señor le 
ha asignado, con tal de que ello redunde en esplendor para su soberano. 

Muchos siervos han caído porque se envanecieron con sus dones. Se vieron a sí mismos tan 
perfectos, tan llenos de virtudes, tan capacitados, que llegaron a amarse superlativamente a 
sí mismos. Ellos pensaron que eran favoritos de Elohim  y que El podía excusarles su cada 
vez  mayor  engreimiento.  Llegaron  a  pensar  que  Elohim  tenía  estándares  especiales  para 
tratar  con  ellos,  y  que  las  demandas  para  ellos  eran  menores  que  para  los  demás.  Se 
autodenominaron  "ungidos"  (y  si  no,  al  menos  se  lo  creyeron  en  su  fuero  íntimo),  y  se 
pusieron por encima de los demás. Crearon en torno de sí mismos todo un movimiento que 
desplazó a Yahweh del centro. Ellos produjeron una nueva división en el cuerpo de Mashiaj 
y arrastraron tras sí a muchos incautos, incapaces de ver la verdad más allá de las palabras 
de su nevii. Ha habido muchos hombres de Elohim grandemente dotados que, sin embargo, 
han  causado  graves  tropiezos  al  pueblo  de  Elohim  y han  traído  deshonra  al testimonio de 
Elohim. 

Por  eso  Elohim  está  recuperando  la  revelación del cuerpo de  Mashiaj.  En  la  qahal  no hay 
súper  hombres  que  tengan  una  luz  propia,  sino  que  hay  muchos  miembros  sujetos  unos  a 
otros. No está la riqueza deslumbrante de unos pocos, sino la consistente riqueza del cuerpo, 
con sus variados dones y talentos. 

El camino es, entonces, no el del individualismo, sino el de la sujeción. ¡Cuántas lecciones 
hay  que  recibir,  sin  embargo,  cuánto  tiempo  suele  pasar  antes  de  aprender  el  camino  del 
cuerpo,  y  dejar  de  lado  el  individualismo!  Este  es  un  problema  de  fondo.  El  hombre  de 
Elohim ha de llegar a ver que todo acto independiente es separación de la autoridad justa. La 
independencia,  como  la  rebeldía  y  la  obstinación,  son  consecuencias  de  un  "yo"  todavía 
entronizado en el corazón. 

Hemos  de  destronar  al  yo  de  nuestro  corazón,  porque  todos  los  males  y  pecados  son  una 
consecuencia de ello. El orgullo no es sino una exaltación del  yo; los celos no son sino el 
temor del yo a ser sustituido; la rivalidad es la lucha del yo por superar a otros; el enojo es la 
reacción  del  yo  ante  el  sufrimiento;  el  adulterio  es  la  obediencia  del  yo  a  las  pasiones  y 
concupiscencias; la cobardía es el cuidado del yo en su debilidad.

74 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


DISCERNIMIENTO DEL RUAJ  

La  mejor descripción  de  nuestros  tiempos  la  hace  el  Sh´liaj  Shaúl  en  2ª  Ti.3:1:  "También 
debes saber esto: que en los postreros días vendrán tiempos peligrosos." Los postreros días 
son los nuestros; su característica: peligrosos. Ya en los días de Shaúl se veían venir, por lo 
cual dice a los ancianos de Efeso, en su despedida: "Porque yo sé que después de mi partida 
entrarán en medio de vosotros lobos rapaces, que no perdonarán al rebaño. Y de vosotros 
mismos  se  levantarán  hombres  que  hablen  cosas  perversas  para  arrastrar  tras  sí  a  los 
discípulos Mif (Hch) 20:29­30. Aunque Shaúl estaba con ellos, y les miraba cara a cara en 
ese momento, parece que ni él mismo podía haber evitado que tal cosa sucediera. Lo único 
que podía hacer era advertirles. 

El  signo  de  los  tiempos  que  vivimos  es  la  apostasía  y  la  confusión.  Esto  está  muy  bien 
descrito en las palabras de Yashua de Mt 24, y en las últimas cartas de la Brit Ha Dashah. 

"Respondiendo Yashua les dijo: Mirad que nadie os engañe. Porque vendrán muchos en mi 
nombre,  diciendo:  Yo  soy  el  Mashiaj;  y  a  muchos  engañarán"  Mt  24:4­5;  "Muchos 
tropezarán entonces, y se entregarán unos a otros, y unos a otros se aborrecerán. Y muchos 
falsos neviim se levantarán y engañarán a muchos; y por haberse multiplicado la maldad, 
el amor de muchos se enfriará " Mt 24: 10­12. "Entonces, si alguno os dijere: Mirad, aquí 
está  el  Mashiaj,  o  mirad,  allí  está,  no  lo  creáis.  Porque  se  levantarán  falsos  Mashiaj,  y 
falsos neviim, y harán grandes señales y prodigios, de tal manera que engañarán, si fuere 
posible, aun a los escogidos. Ya os lo he dicho antes" Mt 24: 23­25. 

La  palabra  "Mashiaj"  significa  "ungido".  Hoy  no  oímos  a  muchos  decir  que  ellos  sean  el 
Mashiaj  (tal  cosa  sería demasiado  ingenua  y  a  pocos podría  engañar), pero  sí hay algunos 
que se autoproclaman "ungidos", que es lo mismo. Estos "ungidos" son los que se arrogan la 
exclusividad  de  la  unción,  que  se  creen  únicos  en  su  género,  escogidos  para  una  misión 
especial,  que  nadie  más  podría  desarrollar.  Un  "ungido"  de  esta  clase  se  considera  a  sí 
mismo  superior  a  los  demás.  Si  él  es  "el  ungido",  entonces  los  demás  no  lo  son.  Pero 
nosotros sabemos, en cambio, a la luz de las Escrituras, que uno sólo es el Mashiaj (es decir, 
el  Ungido),  el  Señor  Yashua;  y  lo  es,  no  porque  se  haya  autoproclamado  como  tal,  sino 
porque "Elohim le ha hecho Señor y Mashiaj". Mif (Hch) 2:36. Todos los demás, declarados 
o encubiertos, son "falsos Mesías". 

"Porque  debes  saber  esto:  que  en  los  postreros  días  vendrán  tiempos  peligrosos.  Porque 
habrá  hombres  amadores  de  sí  mismos,  avaros,  vanagloriosos,  soberbios  …  ingratos  … 
implacables … calumniadores, intemperantes, crueles … traidores … infatuados, amadores 
de  los  deleites  más  que  de  Elohim,  que  tendrán  apariencia  de  piedad,  pero  negarán  la 
eficacia  de  ella;  a  éstos  evita  …  éstos  resisten  a  la  verdad;  hombres  corruptos  de 
entendimiento,  réprobos  en  cuanto  a  la  Emunah  …  mas  los  malos  hombres  y  los 
engañadores irán de mal en peor, engañando y siendo engañados"  2ª Ti 3:1­5,8,13. 

He  aquí  una  galería  de  engañadores,  un  amplio  repertorio  de  caracteres  maleados  por  el 
errar. Ellos no están lejos de los verdaderos hijos de Elohim, están muy cerca, ellos tienen 
"apariencia  de  piedad",  pero  no  la  practican.  Parece  que  son,  pero  no  lo  son.  Uno  podría 
pensar que son luces algo opacas, simplemente; pero no: ¡son tinieblas blanqueadas! Esto es

75 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


lo que hace necesario tener discernimiento. Si las cosas se mostraran en extremos de blanco 
y  negro  sería  fácil  distinguirlas,  pero  la  dificultad  está  en  que  se  muestran  (más  bien,  se 
esconden) con matices muy sutiles, distinguibles sólo a quienes tienen los ojos ungidos con 
colirio. Es necesario tener una mirada del ruaj penetrante para poder ver más allá del ropaje 
externo. Estos engañadores son los "que vienen a vosotros con vestidos de ovejas, pero por 
dentro son lobos rapaces" Mt 7:15. 

"…  Habrá  entre  vosotros  falsos  maestros,  que  introducirán  encubiertamente  herejías 
destructoras … y muchos seguirán sus disoluciones, por causa de los cuales el camino de la 
verdad  será  blasfemado,  y  por  avaricia  harán  mercadería  de  vosotros  con  palabras 
fingidas  …  andan  en  concupiscencia  e  inmundicia,  y  desprecian  el  señorío.  Atrevidos  y 
contumaces… tienen por delicia el gozar de los deleites cada día… aun mientras comen con 
vosotros,  se  recrean  en  sus  errores.  Tienen  los  ojos  llenos  de  adulterio,  no  se  sacian  de 
pecar,  seducen  a  las  almas  inconstantes,  tienen  el  corazón  habituado  a  la  codicia,  y  son 
hijos de maldición. Han dejado el camino recto, y se han extraviado siguiendo el camino de 
Bilaam  …  el  cual  amó  el  premio  de  la  maldad,  y  fue  reprendido  por  su  iniquidad  … 
hablando cosas infladas y vanas, seducen con concupiscencia de la carne y disoluciones a 
los que verdaderamente habían huido de los que viven en error " 2ª Keifa 2:1­3,10,13­16,18. 

Estos  son los falsos maestros de este tiempo. Ellos tienen un discurso atractivo, una moral 
muy abierta, tienen criterios muy amplios, son relativos y ambiguos. Ellos no molestan a los 
que fallan con un llamado al arrepentimiento. Estos falsos maestros viven en deleites, aman 
el dinero,  siguen los  deseos de la  carne, porque nunca  se  sujetan  al  señorío de Yashua.  Y 
lamentablemente, muchos otros, que  andan  también  tras  sus propios deseos,  caerán  en  sus 
redes  para  juicio  y  destrucción.  En  cambio,  los  que  aman  a  Yahweh  y  quieren  hacer  su 
voluntad, escaparán. 

LA LECCIÓN DEL VIEJ O NEVII Y EL VARÓN DE ELOHIM 

Respecto  a  la  necesidad  de  discernimiento  del  ruaj,  tenemos  en  a  Mlk  (1  R) perek  13  un 
relato que lo ilustra muy bien. 

En el tiempo de los reyes de Yisrael, Elohim envió un nevii a Beit­el con un mensaje para el 
rey Jeroboam,  y le instruyó de que apenas diera el mensaje al rey, regresara de inmediato, 
por  otro  camino.  Había  en  Beit­el  un  viejo  nevii  que,  al  informarse  de  lo  ocurrido  con  el 
varón de Elohim  ante el rey, salió tras él  y lo alcanzó, diciéndole: "Ven conmigo a casa y 
come  pan".  El  varón  de  Elohim  le  explicó  que  no  lo  podía  hacer  por  causa  de  las 
instrucciones que  Elohim  le  había  dado.  Entonces  el  viejo  nevii  le  dijo,  mintiéndole:  "Yo 
también  soy  nevii  como  tú,  y  un  malak  me ha hablado por  palabra  de  Yahweh,  diciendo: 
Tráele contigo a tu casa, para que coma pan y beba agua ." El varón de Elohim volvió con 
él,  y  mientras comían  a  la mesa,  el  viejo nevii le  dijo de parte de  Elohim que, por  cuanto 
había sido rebelde a su mandato, no entraría  su  cuerpo en el sepulcro de sus padres. En el 
regreso, le topó un león en el camino y le mató. Ante el estupor de los que pasaban por el 
camino,  el  viejo  nevii  les  decía:  "El  varón  de  Elohim  es,  que  fue  rebelde  al  mandato  de 
Yahweh;  por  tanto,  Yahweh  le  ha  entregado  al  león,  que  le  ha  quebrantado  y  matado, 
conforme a la palabra de Yahweh que él dijo."

76 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Este es un caso ejemplarizador, que hemos de atender con diligencia. El calificativo "viejo" 
en la expresión "viejo nevii" no se refiere tanto a la edad, cuanto a su carácter marchito, sin 
vida.  En  alguna  época  pasada  él  fue  nevii;  ahora  es  sólo  un  viejo  nevii.  Sin  embargo,  él 
presume que todavía lo es, y conserva la fraseología del ruaj, ("un malak me ha hablado por 
palabra de Yahweh") de tal manera que puede engañar a un nevii incauto. En el viejo nevii, 
el  Ruaj  ha  sido  reemplazado  por  la  mente,  porque  ha  perdido  la  comunión  con  Elohim. 
Permanece en él la forma externa, tal vez lo imperioso de su  voz, algún ademán solemne, 
unos  gestos  estudiados  para  producir  un  determinado  efecto.  Seguramente  él  dio  en  el 
pasado  algunos  mensajes  de  parte  de  Elohim,  pero  fue  apartándose  del  camino  recto  y 
amando la maldad. Los errores se fueron amontonando y, al no ser confesados, cauterizaron 
su conciencia, llevándolo a naufragar en cuanto a la Emunah. 

Ahora el viejo  nevii siente envidia del varón de Elohim, quien ha dado demostraciones de 
poder de Elohim ante el rey. Y entonces corre tras él para provocar su caída. Le miente con 
tal perfección que lo que no logró el rey  hacerle comer y beber lo logra él. ¿Cómo lo hace? 
El  usurpa  el  nombre  de  Elohim  y  la  investidura  de  un  nevii  de  Elohim  para  mentir.  El 
ademán  solemne  de  quien  habla  de  parte  de  Elohim,  se  transformó  para  aquel  varón  de 
Elohim  sin discernimiento,  en  su  tumba.  Elohim  no le habló  por  el  viejo  nevii.  Elohim  le 
había hablado claramente antes de que el varón de Elohim fuese al rey. Por eso, Elohim  le 
castiga utilizando al mismo viejo nevii que ha causado su ruina. Su desobediencia debía ser 
ejemplarmente castigada, para nuestra enseñanza. 

En  nuestros  días  abundan  viejos  neviim.  ¡Oh,  qué  dolor  causan  en  el  cuerpo  de  Mashiaj! 
¡Elohim  les impida a ellos seguir engañando, y a nosotros nos libre de caer en  sus manos! 
¡Que Yahweh tenga bondad de unos y otros! 

Esto nos enseña que un hombre de Elohim  no vale hoy por lo que fue, sino por lo que es. 
Elohim habla a través de los ductos que están limpios. No importa cuánto historial tenga un 
vaso,  si  hoy  no  está  limpio,  Elohim  no  lo  podrá  usar  2ª  Ti  2:21.  Elohim  no  ha  adquirido 
ningún  compromiso  con  sus  neviim,  en  cuanto  a  utilizarlos  de  por  vida,  ni  menos, 
incondicionalmente. El servicio de un nevii está siempre condicionado por su obediencia  y 
su  apartamiento.  ¡Oh,  hermanos,  temamos  delante  de  Elohim,  porque  El  lleva  las  cuentas 
muy cortas con los que le sirven! 

LA BATALLA POR LA EMUNAH 

"…Me  ha  sido  necesario  escribiros  exhortándoos  que  contendáis  ardientemente  por  la 
Emunah  que  ha  sido  una  vez  dada  a  los  qadosh.  Porque  algunos  hombres  han  entrado 
encubiertamente…  convierten  en  libertinaje  la  favor  de  nuestro  Elohim…  rechazan  la 
autoridad…  Estos  son  murmuradores,  querellosos,  que  andan  según  sus  propios  deseos, 
cuya boca habla cosas infladas, adulando a las personas para sacar provecho " Yahudáh 3, 
4, 8, 16. 

Aquí  hay  un  llamado  a  dar  la  batalla  en  defensa  de  la  Emunah.  Han  entrado  hombres 
perversos que convierten en libertinaje el favor de nuestro Elohim. Esto es el cumplimiento 
de  lo que  Shaúl  veía  venir  y de  lo cual  advierte  a  los  gálatas:  "No  uséis  la  libertad como 
ocasión para la carne" (5:13). Estos son los que cínicamente tergiversaban la enseñanza de

77 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim 


Shaúl, diciendo: "Hagamos males para que vengan bienes". Es decir: "Pequemos para que, 
abundando el errar, la favor sobreabunde." Ru (Ro) 3:8 y 5:20. Hoy en día, esta palabra está 
en el corazón de muchos que en el pasado conocieron el favor de Elohim. Ellos recibieron la 
verdad  y  se  apartaron  de  la  manera  errada  de  vivir,  pero  después  volvieron  a  caer  en  las 
mismas  cosas  de  las  cuales  habían  huido,  porque  amaron  el  errar.  En  estos  se  cumplen 
aquellas  terribles  sentencias  de  2ª  Ke  2:20­22,  dolorosas,  incluso,  de  reproducir: 
"Ciertamente,  si  habiéndose  ellos  escapado  de  las  contaminaciones  del  mundo,  por  el 
conocimiento del Señor y Salvador Yashua Ha Mashiaj, enredándose otra vez en ellas son 
vencidos, su postrer estado viene a ser peor que el primero. Porque mejor les hubiera sido 
no haber conocido el camino de la justicia, que después de haberlo conocido, volverse atrás 
del  qadosh  mandamiento  que  les  fue  dado.  Pero  les  ha  acontecido  lo  del  verdadero 
proverbio: El perro vuelve a su vómito, y la puerca lavada a revolcarse en el cieno ." 

No  hay  cosa  más  dolorosa  que  ver  a  los  que  un  día  recibieron  el  favor  y  profesaron  la 
Emunah bendita del Hijo de Elohim, volver a sus antiguos errores, como si nunca la verdad 
les  hubiera  resplandecido.  Estas  cosas  nos  deben  tener  siempre  alertas,  advertidos  de  lo 
peligrosos  que  son  estos  tiempos,  para  conducirnos  en  temor  todo  el  tiempo  de  nuestra 
peregrinación. Que Yahweh nos ayude. Amén.

78 Sh´liaj Yoshua Ben Efrayim