Está en la página 1de 2

¿NO HAY QUINTO MALO?

Por Juan Fernando Perdomo


POLÍTICA ANALÍTICA
Desde el mismo momento en que el Presidente Calderón presentó el plan anticrisis, ya
estaba envuelto en una marcada acción electorera que, sin duda, también ha
aprovechado la oposición para señalar.

Y es que ya NO estamos hablando de economía, crisis, empleo o toda la cantidad de


factores que el plan dice atender y, que sin duda, en algo ayudará. De lo que se trata
es que estamos en 2009. Bueno, pero todavía podría haber, con todo respeto, un
despistado que diga que ¿Qué tiene que ver que sea el 2009?

Pues si existiera ese amable lector al que no le interesa la Política y que por no tener
nada que hacer curioseó esta POLÍTICA ANALÍTICA, le diré que se inicia la segunda
parte del gobierno de Calderón y quiere hacerlo con un congreso que esté de su lado.
Si, para ser más preciso: 2009 es el año de las elecciones de Diputados Federales.

Oye -podría decir alguien- ¿Entonces no vamos a hacer nada porque es año electoral?
¡Por supuesto que no es eso lo que se critica! Pero las cosas se vuelven “electorales”
o “se politizan” según el entorno o los personajes que las rodean. Este año es
inminentemente político, y todos lo van a aprovechar. ¡Todos! Para aplaudir a “rabiar”
esa sabia propuesta y decisión del Presidente… o para criticarla sin medida.

Los puntos de este plan se aprecian estructurados:


1.- Apoyo al empleo. Bueno, no podía faltar. Recuerda que Calderón se autoproclamó
el Presidente del empleo.
2.- Apoyo a la economía familiar. Con medidas que mucho escuchamos: Bajar la
electricidad, bajar el gas, recursos para adquirir equipos de línea blanca…
3.- Apoyo a la competitividad de las pequeñas y medianas empresas, con
recursos y dándoles la oportunidad de venderle a PEMEX…
4.- Un amplio programa de infraestructura, anunciado desde hace 2 años, y
5.- Acciones con transparencia…

Pero que no se nos olvide la historia reciente:


Primero, que “échenme una crisis por que a mi me gustan los retos”; después el muy
famoso catarrito. Luego, que siempre si nos va a pegar; Más tarde, que no vamos a
crecer y, ahora, que tendremos- al menos según Hacienda- un decrecimiento en los
dos primeros trimestres del año, pero que luego creceremos a tasas menores al 1%.
Y dije que según hacienda porque el Banco de México considera que será un año de
decrecimiento; Es decir que 2009 siempre si va a ser una año de RECESIÓN.

Impacto que ya dejó la nave abollada y con víctimas: Tan sólo en Diciembre del 2008
se perdieron 320,000 empleos FORMALES; la inflación anualizada se disparó a casi
7% y el crédito para bienes de capital cayó. Obvio, no así el crédito al consumo, ya
que las tiendas ofrecieron todas las promociones habidas para atraer al “espíritu
navideño” que se vuelca en el consumismo, para que, este 2009 se vuelva con su
mismo. Si, con su mismo traje, con su mismo coche, con su mismo sueldo,…

Pues regresando al plan anticrisis, este debió de haber sido oportuno. No debieron
“dejar correr” el tiempo para lanzarlo hasta este año, por lo que ya comenté. Debió de
haberse presentado en el momento preciso, con los elementos adecuados y
aceptando que, muchas de las propuestas del plan- y ya veremos porque les llamo
propuestas- en su momento le fueron señaladas como populistas a otros candidatos.
Las fuentes informativas nos recuerdan que este es el QUINTO PLAN para enfrentar
los retos del subdesarrollo de nuestro país, incluyendo la crisis mundial, por lo que, si
revisamos los anteriores, veremos que el programa de infraestructura que propone el
presidente Calderón, lo viene cacareando desde hace dos años.

Yo, personalmente, asistí a la segunda reunión del relanzamiento del plan de


infraestructura con el Secretario Luis Téllez, en donde estaban alrededor de 10
senadores de todos los partidos políticos, en Febrero del 2008.
Pero también asistí a la pomposamente llamada reunión de MODERNIZACIÓN DE LA
AGROINDUSTRIA DE LA CAÑA DE AZÚCAR, el mes de Julio de 2008.

De eso, lamentablemente, en este momento… ¡Nada ha pasado!


No, perdón, si han habido algunos chispazos de inversión… algunas aspirinas…
algunas cosas menores que no resuelven nada y que los propios gobiernos estatales-
primordialmente los de oposición- han sabido manejar “jalando agua para su molino”,
políticamente hablando y, tal vez, económicamente hablando.

Hay que recordar que este plan les dará más de 14,000 millones de pesos a los
gobiernos estatales. Pero, como se pregunta el Auditor Superior de la Federación, “¿Y
como los controlan?

Una cosa también difícil de entender es el congelamiento de los combustibles en su


nivel más alto de la historia, con una des-balance total, ya que el Gas LP se encuentra
en $8.03; el Diesel Marino en $ 7.33; el Diesel en $7.43 y las gasolinas Magna en
$7.72 y la Premium en $9.57.

En tribuna, el Senador Luis Maldonado Venegas dijo que “Sorprende la decisión de


simplemente congelar los precios de las gasolinas y el gas, cuando ya han alcanzado
un nivel que en varios casos excede a los que prevalecen en otros países”

Por su parte.el Senador Oaxaqueño Gabino Cué hizo una importante referencia: De
continuar con la política implementada en diciembre de 2006, de aplicar aumentos
graduales, al finalizar 2009 el costo del diesel (marino) se sitúe en 9.50 pesos por litro,
lo que significará sin duda el decaimiento de la actividad pesquera nacional”.

Si las medidas hubieran sido oportunas y no electoreras, no quedaría intocable la


carga fiscal indiscriminada y, en algunos casos, hasta inconstitucional o de franco
desaliento a la generación de empleos, como la aplicación del 2 por ciento a las
nóminas, entre otros ejemplos.

El Senador Maldonado dijo contundente en tribuna: Sumado al caso de las gasolinas


ello implica que el gobierno federal sigue privilegiando una fórmula recaudatoria que
sangra a la economía y a los sectores productivos, sin que se perciba la necesidad de
que ajuste su gasto corriente y adopte medidas de auténtica austeridad en la
administración pública. Las medidas anunciadas son tardías e insuficientes y no abren
un horizonte de esperanza a los sectores más desfavorecidos, concluyó.

Yo me pegunto: ¿Y serán realidad, ahora si las medidas, aún limitadas? ¿Será que no
hay quinto malo?
Lamentablemente… al tiempo.

* Juan Fernando Perdomo es egresado del TEC DE MONTERREY


Servidor público, empresario y Político (jperdomo@infosel.net.mx)
www.perdomo-blog.blogspot.com