Está en la página 1de 1

Silencio!

Unjoven de Arlieda est hablando

Concentracin de los vecinos de Altieda, el pasado da 19

Sucedi en Ayerbe. Fue el sbado pasado, en la celebracin del 25 aniversario de la Coordinadora Ro Gllego. Sobre un escenario de grandes dimensiones en una carpa instalada en la plaza. Una docena de personas de distintos colectivos, partidos polticos, ONGs que han luchado por una poltica de aguas viable en lo econmico, respetuosa con la montaa y sostenible en lo ambiental fueron desgranando sus experiencias, sus sentimientos y sus anlisis. Con hermosas y estimulantes palabras. Hacia elfinal unjoven se acerc al micrfono. Carita de ngel y cuerpo de guerrero. No dio su nombre porque dijo que su voz era la de toda la juventud de Artieda. Y habl. Interrumpido por los continuos aplausosjite hablando. Habl de un sueo. Del sueo de la juventud de su pueblo, que ya est siendo realidad. Un grupo de jvenes, que a diferencia de la mayora de la poblacin en estos tiempos, tienen claro sufuturo. Mantener con vida su pueblo. Y hacerlo juntos, de manera colectiva. Recogiendo la herencia de sus antepasados para construir la Artieda del siglo XXi. Sin recrecimiento, claro. Recuerdo una conversacin hace ya unos cuantos aos en que, de lnane-

ra solemne, se me dijo que el primer objetivo de Artieda no era parar el pantano sino conseguir que la siguiente generacin renovase el compromiso de mantener el pueblo vivo. Parece que eso est pasando. En Artieda hay una juventud que tiene entusiasmo y determinacin por sacar adelante un proyecto de pueblo en comn. Vivimos tiempos de resignarse "a lo que es posible", de aferrarse al cargo y a la subvencin por cutres que sean, de sucumbir a los cantos de sirena del desarrollismo que nos ha estallado en la cara, de intentar salir ajlole cada uno como puede. Lo que se nos ofreci el sbado fue construir el porvenir desde el arraigo a la tierra, desde la cooperacin entre las casas y entre las generaciones, con e!Jfuerzo y con trabajo. Poniendo la dignidad por delante. Valores que se perdieron en los aos de la burbuja y de la codicia y que no afloran en estos momentos de miedo y zozobra por la crisis. Lo dijo un muchacho de 21 aos. Por cierto cmo me record a su padre ese moc!
Jos MANUEL NlCOLAU lBARRA Profesor Titular de Ecologa Escuela Politcnica Superior de Huesca Universidad de ZaragolJ/

También podría gustarte