PERSONA

Volumen 7 Número 2 Octubre -Noviembre 2007

Patrones frecuentes de relación en familiares de personas con trastorno límite de la personalidad
Dolores Mosquera y Laura Ageitos Dolores Mosquera y Laura Ageitos

Articulaciones teórico-clínicas sobre las Personalidades Adictivas: Enfoque psicolingüístico
Dr. Norberto Schenquerman Dr. Norberto Schenquerman

Algunas reflexiones sobre la violencia social
Dres. Alberto González y Jorge Mamy Dres. Alberto González y Jorge Mamy

La maldad social y la maldad individual
Prof. Dr. Néstor M. S. Koldobsky Prof. Dr. Néstor M. S. Koldobsky

Las tragedias, sus consecuencias y el complejo víctima o sobreviviente-victimario-victimizador
Prof. Dr. Néstor M. S. Koldobsky Prof. Dr. Néstor M. S. Koldobsky

Transtornos específicos da personalidade: semiologia em psiquiatria forense
Ruy B. Mendes Filho / Hilda C. P. Morana Ruy B. Mendes Filho / Hilda C. P. Morana

Trastorno Sádico de la personalidad. Su relación con la psicopatía y el concepto del mal
Michael H Stone, MD Michael H Stone, MD

IAEPD

Instituto Argentino para el Estudio de la Personalidad y sus Desórdenes

DIRECTOR: Néstor Mario Saúl Koldobsky | PROPIETARIO: Néstor Mario Saúl Koldobsky Registro de Propiedad Intelectual Nº 546313

IAEPD

2

| PERSONA

Indice
3 4 5 6 11 15 17 21 29 37 49 55 56 57 58
Comité Editorial Editorial (English) Patrones frecuentes de relación en familiares de personas con trastorno límite de la personalidad Dolores Mosquera y Laura Ageitos Articulaciones teórico-clínicas sobre las Personalidades Adictivas: Enfoque psicolingüístico Dr. Norberto Schenquerman Algunas reflexiones sobre la violencia social Dres. Alberto González y Jorge Mamy La maldad social y la maldad individual Prof. Dr. Néstor M. S. Koldobsky Las tragedias, sus consecuencias y el complejo víctima o sobreviviente-victimario-victimizador Prof. Dr. Néstor M. S. Koldobsky Transtornos específicos da personalidade: semiologia em psiquiatria forense Ruy B. Mendes Filho / Hilda C. P. Morana Trastorno Sádico de la personalidad. Su relación con la psicopatía y el concepto del mal Michael H Stone, MD Libros recientes Links de interés Calendario de actividades Reglamento de publicaciones Instructions to authors

IAEPD

3

| PERSONA

Comité
Editor Fundador:
Prof. Dr. Néstor M. S. Koldobsky

Comité Editorial:
Prof. Ricardo Angelino (Argentina) Prof. Edgar Belfort (Venezuela) Prof. Jorge Folino (Argentina) Prof. Eduardo Gastelumendi (Perú) Prof. Eduardo Mata (Argentina) Prof. Hilda Morana (Brasil) Prof. José Rivas Recaño (Cuba) Prof. Danilo Rolando (Uruguay) Prof. Roberto Sivak (Argentina) Prof. Dante Warthon (Perú)

Editores Asociados:
Prof. Dra. Claudia Astorga Prof. Dra. Adhelma Pereira

Colaboradores:
Dr. Alvaro Galeano

Comité Científico Consultor:
Prof. Julio Acha (Perú) Prof. Renato Alarcon (EEUU - USA) Antonio Andreoli, MD. (Suiza - Switzerland) Prof. Thomas Bronisch (Alemania - Germany) Prof. Vicente Caballo (España-Spain) Prof. José Luis Carrasco Perera (España - Spain) Prof. José Luis Carrera (Argentina) Prof. Herbert Chappa (Argentina) Robert Cloninger, Md. (EEUU - USA) Prof. Jan Derksen (Holanda - The Netherlands) Prof. Héctor M. Fernandez Alvarez (Argentina) Arthur Freeman MD. (EEUU - USA) Prof. Hugo Lande (Argentina) Prof. Fernando Linares (Argentina) John Livesley, Ph. D., MD. (Canada) Prof. Juan Maass (Chile) Cesare Maffei, MD. (Italia - Italy) Prof. Juan Mezzich (Perú - USA) Theodore Millon, Ph.D.(EEUU - USA) Gerard Moeller, MD. (EEUU - USA) Prof. Roger Montenegro (Argentina) Prof. Norma Najt (Argentina) John Oldham, MD. (EEUU - USA) Joel Paris, MD. (Canada) Prof. Antonio Perez Urdaniz (España - Spain) Elsa Ronningstam Pd.D. (EEUU - USA) Prof. Vicente Rubio Larrosa (España - Spain) Prof. Jerónimo Saiz Ruiz (España - Spain) Larry J. Siever, MD. (EEUU - USA) Kenneth Silk, Md. (EEUU - USA) Erik Simonsen, MD. (Dinamarca - Denmark) Prof. Néstor Stingo (Argentina) Michael Stone, MD. (EEUU - USA) Prof. Dr. Manuel Suarez Richards (Argentina) Peter Tyrer, MD. (Inglaterra - United Kingdom) Per Vaglum, MD. (Noruega - Norway) Prof. Angel Valmaggia (Uruguay) Prof. Raquel Zamora Cabral (Uruguay)

Corresponsales:
Prof. Julio Acha (Perú) Dra. Thalia Attie (México) Prof. Juan Maass (Providencia, Chile) Lic. Silvina Hollidge (Rosario, Argentina) Prof. Javier Irastorza (Madrid, España - Spain) Prof. Fernando Linares (Mendoza, Argentina) Prof. Raúl Masino (Tucumán, Argentina) Prof. Danilo Rolando (Montevideo, Uruguay)

IAEPD

4

| PERSONA

Editorial
En el año 2007, cada vez más autores del país y del extranjero nos confían sus artículos, lo que va consolidando a PERSONA como un Journal acreditado en el campo de la personalidad y sus trastornos. Seguimos abarcando diferentes aspectos de la problemática de la personalidad y sus trastornos, así como artículos no específicos pero que también revisten interés para el campo de los trastornos de personalidad. Fieles al estilo abarcativo de la revista, incorporamos en esta última edición un artículo de Dolores Mosquera y Laura Agritos, que está basado en el profundo contacto que las autoras tienen con los familiares de los pacientes borderline. Las personalidades adictivas, tema de frecuente discusión en el campo de la personalidad, es enfocado desde lo neurolinguístico por Norberto Schenquerman. Volvemos a un tema que nos preocupa y nos desafía, la violencia, la antisocialidad, el trauma, el sadismo y la psicopatía, y la relación de la personalidad con estos fenómenos, con los artículos de Alberto González y Jorge Mamy; un anticipo sobre maldad y la trascripción de un capítulo sobre el complejo victima-victimario por Néstor M. S. Koldobsky; un artículo en portugués sobre la personalidad en el campo forense de Ruy B. Mendes Filho / Hilda C. P. Morana; y la traducción del artículo en Inglés del Prof. Michael H Stone, que ha sido editado en el número anterior. Queremos hacer conocer que Persona ha sido inscripta en el Registro Nacional del Derecho de Autor con el Nº 546313. Agradecemos a todos los que a través de sus interesantes aportes contribuyen año a año para enriquecer las ediciones de PERSONA y renovamos la invitación a todos los autores que quieran publicar sus artículos sobre la problemática de la personalidad y sus desórdenes. Mantenemos el compromiso de seguir incorporando artículos en inglés, portugués y castellano. Esperamos recibir nuevos aportes y como siempre, comentarios y sugerencias para seguir enriqueciendo la revista.

La Plata, Argentina, octubre-noviembre de 2007.

Prof. Dr. Néstor Koldobsky Director

IAEPD

5

| PERSONA

Editorial
In the year 2007, more and more authors from Argentina and abroad trust in us to send their articles, consolidating Persona as an accredited Journal in the field of personality and its disorders. We still cover different aspects around the problematic of personality and its disorders, as well as others which although non specific, are interesting to personality disorders field. Keeping the encompassing style of PERSONA, we are incorporating in this last edition, an article by Dolores Mosquera and Laura Agritos, which is based on the deep contact the authors have with the borderline patients' relatives. Addicted personalities, an issue of frequent discussion in the field of personality, focussed from a neurolinguistic perspective by Norberto Schenquerman. We come back to a subject that interests and challenges us, violence, antisociality, trauma, sadism and psychopathy, and their connection with personality, in the article by Alberto González and Jorge Mamy; a preview about evil and the transcription of a chapter on the victim-victimizer complex by Néstor M. S. Koldobsky; an article in Portuguese on personality in the forensic field by Ruy B. Mendes Filho / Hilda C. P. Morana; and the translation of the article in English of the Professor Michael H Stone, which has been published in our last edition. We want to announce that Persona has been registered as Intellectual Property under number 546313. We thank all the authors who help us with their contributions to enrich the different PERSONA issues year after year and renew our invitation to all our colleagues who want to publish their articles about personality and its disorders. We keep our compromise to continue incorporating articles in English, Portuguese and Spanish. Your contributions and as usual, opinions and suggestions will be welcomed. La Plata, Argentina, october-november, 2007. Contributions, opinions and suggestions will be welcomed as usual. Prof. Dr. Néstor Koldobsky Director

Si esto ocurre. Por ejemplo: paciente que quiere pasear al perro cuando llega del colegio. cada caso será único y variable en su manera de relacionarse pero ¿existen similitudes de las que podamos extraer una información general? Creemos que sí. . en los que nadie estará dispuesto a ceder y en los que el coste psicológico y emocional será muy alto a la hora de llegar a acuerdos. El paciente aprenderá que es mejor no protestar pues tendrá presentes las posibles consecuencias de los desacuerdos. Mientras el paciente es pequeño no suele haber problemas pero en el momento que comienza a cuestionarse el porqué de las cosas y querer dar su propia opinión o que se tenga en cuenta su criterio. su padre se lo ha regalado a unos familiares. intenten imitar este patrón (incluido el paciente). A partir de ahí “demostrará” que no dice las cosas por decir y que hay que hacerle caso. www. En ambos casos.com Patrones frecuentes de relación en familiares de personas con trastorno límite de la personalidad El objeto de este artículo es reflexionar acerca de algunos patrones de relación familiar que nos encontramos con frecuencia en las familias con un miembro diagnosticado de trastorno límite de la personalidad.centrologpsic. Aunque el tema es lo suficientemente denso o complicado como para escribir uno o varios libros y sabemos que extraer conclusiones concretas es difícil. Por lo general. intenta opinar o cambiar alguna de las normas en la convivencia. Reivindicar valores como tolerancia. También puede ocurrir lo contrario. Cada familia tiene unas "normas". El padre no está de acuerdo y considera que sólo hay que sacarlo por la mañana y por la noche. Centro LOGPSIC. Las cosas van bien mientras todo se haga según su criterio. Los intentos de averiguaciones continuas pueden ser vividos por el paciente como falta de confianza hacia su persona y pueden “atacar” de manera directa su autoestima. aunque sean mínimos. Los problemas surgen cuando algún miembro de la familia. el resultado es negativo y dificulta la comunicación. De hecho. libertad y respeto será impensable. Es decir. Directora de los centros de psicología y logopedia LOGPSIC. toma decisiones sin acordarlas previamente con los demás miembros de la familia. Al día siguiente. que el paciente cada vez se rebele más o se meta en más líos pero que no los comente en casa o incluso mienta. la manera de relacionarse puede variar en función de cada situación. Controlador: Da lugar a “interrogatorios” incómodos y violentos en la familia. El hijo intenta convencerle de que no pasa nada por sacarlo más veces. es probable que se generen escaladas emocionales y conflictos muy intensos en la familia. del estado emocional de cada miembro del sistema familiar e incluso en función de las personas que estén presentes en un determinado momento. al llegar a casa no tiene perro. En nuestra práctica clínica nos solemos encontrar con mayor frecuencia los siguientes “estilos” de relación por parte de los familiares: Autoritario: Personalidad fuerte y poco flexible. Laura Ageitos Psicóloga y Terapeuta Familiar. una estructura y una manera de relacionarse únicas. Una respuesta frecuente es: “Esto es así porque lo digo yo y punto”. comienzan los problemas.IAEPD 6 | PERSONA Dolores Mosquera Psicóloga. Dada la complejidad de esta cuestión y los diferentes estilos que nos podemos encontrar en la práctica clínica. “Cómo va a confiar en mí si soy un auténtico desastre”. Esta situación puede dar lugar a la indefensión aprendida o a que el resto de los miembros de la familia. por lo general se pueden observar patrones que de alguna manera pueden ser representativos y que nos parece interesante señalar. nos planteamos dar una respuesta orientativa a la siguiente pregunta: ¿Cómo se relacionan los pacientes afectados de trastorno límite de personalidad con los familiares y viceversa? La respuesta será única para cada caso y dependerá de muchos factores. para evitar seguir siendo controlado.

Otro ejemplo: te deja el coche sin gasolina sin avisar. Se trata de verdaderos expertos en anticiparse a consecuencias negativas. Este estilo de relación genera una gran inseguridad en el paciente que dudará acerca de cada propuesta que le planteen. Un aspecto muy curioso de este estilo es que por lo general. independientemente del objetivo que se plantee en la familia. Ej. después tuve que ir a la compra. tuve que hacer el desayuno. generalizando situaciones puntuales muy negativas cuya probabilidad de que se repitan en la situación presente. en el momento que alguien le propone ayuda o se centra en soluciones. esta intentando controlar. Pasivo-agresivo: a primera impresión la actitud es complaciente pero existe una agresividad latente. fui a dar un paseo. Suele realizar enumeraciones desde un estilo centrado en quejas (y casi nunca en soluciones). existe una gran desproporción entre el “sacrificio inmenso que el familiar le transmite que es necesario para conseguir una mínima cosa en esta vida” y la realidad de la situación. le transmite que la vida es demasiado complicada y muy difícil de tolerar. lo que hace que muchas veces. De hecho. Catastrofista: Muy similar al estilo anterior pero aún más extremo e intenso. Se hace “colega” del hijo/a aparentemente dando todo tipo de facilidades. transmiten al paciente miedo y la percepción de amenaza. Prepara tu plato favorito cuando el dentista te ha dicho que no puedes comer nada durante unos días. está todo tan caro: mira el Kilo de manzanas subió y … estoy agotada porque después tuve que hacer la comida para todos y es que nadie me echa una mano”. Este estilo interfiere en el paciente a la hora de discriminar las buenas o malas intenciones del familiar y le suele generar una gran confusión y un sentimiento de ambivalencia.IAEPD 7 | PERSONA Instigador y/o Presionador: Es muy fácil de detectar este tipo de interacción si nos fijamos en la manera de comunicarse del familiar “Él. El “enrollado”: Transmite una “libertad enmascarada”. está la carretera muy mal ¿No te enteraste del accidente que hubo de autobús por culpa del tiempo y un esquiador que se mató hace poco?”. El paciente puede percibir una gran impotencia cuando el familiar le dirige hacia metas que no puede alcanzar “si no apruebas todo con diez. “Quedé con una amiga para tomar un café pero llueve tanto y hace tanto viento que no voy a ir. “algo me dice que si vas te puede pasar algo”. Otro ejemplo: Paciente: ”Me invitó un amigo a ir a la nieve con él Familiar: ”Mejor que no vayas. no saldrás en todo lo que queda de año” Negativista o “Quejica”: contagia el ambiente familiar de un “halo” pesimista. “ Mi padre no me habla desde . el paciente paralice sus planes y tenga serias dificultades para relacionarse con los demás de manera natural sin estar “alerta” a todo lo que puede pasar. Le dice que puede salir y hacer lo que quiera siempre que “se lo diga” pero en realidad pretende conocer cada aspecto de la intimidad del paciente. Si me quisiera realmente se fijaría más y no me haría esto. Ej: “Me levanté. Y esto es así. es frecuente que intente desanimar al paciente en su proceso para conseguir objetivos porque le transmite que nada compensa el “esfuerzo que hay que hacer para conseguir algo”. lo que tiene que hacer es” y otras sentencias que transmiten explícitamente el sentido del deber y de la obligación en forma de imposición. anticipándose y temiendo lo peor (resultado del aprendizaje). las rechaza. Después se las arreglará para boicotear los planes del paciente sin que esté sea consciente de lo que está ocurriendo. tomar un café con una amiga. Es el familiar que curiosamente traspapela algo importante para el paciente. A ver si va a empeorar aún más el tiempo y hay un huracán como pasó hace un año en Florida. que murieron 30 personas y aún no encontraron a muchas”. Es una variante del controlador pero la apariencia es mucho más sutil y más difícil de percibir aunque no faltan las incoherencias implícitas ya que por un lado transmite una libertad “aparente” y por otro. es casi nula (o muchísimo menor de lo que se transmite). Por ejemplo: certificado necesario para pedir un traslado cuando se acaba el plazo y no hay forma de conseguirlo. El paciente se puede sentir agredido pero no tiene “pruebas” que le permitan llegar a una conclusión certera. Además. No creo que lo haga a propósito si se supone que es mi madre y me quiere vs. Ej. Es decir. recurriendo al chantaje emocional y a presiones sutiles cuando no se siguen sus indicaciones. desviando el tema hacia una nueva queja. Cuando se le pregunta por eso curiosamente se ha despistado.

no me encuentro bien” Familiar. “Si voy al final al cine. que no va a poder salir porque necesita recuperarse”. Intenta evadir los problemas o la toma de decisiones importantes. En el paciente. dificultad en las relaciones interpersonales y el miedo a la mejoría Sobreimplicado: está pendiente de cada detalle. Es frecuente que se anticipe tanto que se encargue de solucionar problemas que ni siquiera han surgido. He decidido quedarme”. estoy muy triste. vete” Paciente “Le llamo y le digo que no voy” Familiar. Creo que no se encuentra bien y que no se atreve a decirme que necesita que me quede. Este estilo genera en el paciente un gran sentimiento de culpa hasta el punto de ceder a y renunciar a sus planes ya que se transmite: “lo que uno hace. las repercusiones más directas son: miedos y ansiedad desproporcionada. dificultad para desarrollar su libertad y autonomía. Siempre se las arregla para delegar estas responsabilidades en los demás miembros del sistema familiar. “Yo en su lugar también necesitaría un tiempo de reposo”. se anticipa y se mueve por sus necesidades y preferencias. “Os invito a comer fuera hoy sábado y pasamos toda la tarde juntos toda la familia” Paciente. es tan bueno que sólo piensa en mí. sermonea. anula lo que uno siente o es”. “Es que ya te dije ayer que mi pareja y yo quedamos para salir por la tarde” Familiar “dile que venga. manejando situaciones individuales de los demás miembros de la familia que les corresponderían a cada uno. En definitiva. Este tipo de patrón refuerza la dependencia del paciente que inconscientemente puede acomodarse a que hagan todo por él. De esta forma invalidan y restan eficacia a la autonomía personal del paciente transmitiendo la sentencia casi continua de “ya hice o ya resolví yo por ti” Ej. El paciente se siente tan agradecido que inconscientemente está “obligado” a moverse por las necesidades del familiar frente a las suyas propias. desconsiderados o desagradecidos. sin dar margen a las opiniones ni deseos de los demás “lo que tienes que hacer es…” y que en muchas ocasiones da por hecho que las necesidades del paciente son las mismas que las que puede tener el familiar Ej. tenderá a anticiparse a todo aquello que puede ocurrir y a intentar solucionarlo para que el paciente “vea todo lo que hace por él”. “Llamé a su amigo para decirle que durante un tiempo no le llame. Evitador: Se caracteriza por mirar para otro lado justo cuando se le necesita. “ Si crees que es más importante una película que tu familia. Paciente: “Papá. Atento a las necesidades del .“Espera que ya le digo a tu madre que venga ahora mismo” El paciente puede percibir un ambiente frío y una distancia que hace que intente complacer a este familiar. Es decir. ante cualquier situación nueva que requiera un mínimo de independencia o responsabilidad. Además en es un estilo que suele hacer uso de imperativos. Cuidador/protector: En alerta ante cualquier dificultad de salud o para cubrir cualquier necesidad básica de su familia. culpables. consigue sus objetivos generando confusión y sentimientos de culpa. Chantajista emocional: Consigue sus objetivos haciendo que los demás se sientan mal. Lleva semanas pidiéndome que vayamos pero como yo no me encontraba bien aún no pudimos ir” Familiar. no quiero suficientemente a mi familia o dejo de ser buen hijo”. sin tener en cuenta las circunstancias específicas de la situación. del paciente y del resto de los familiares. A mí no me molesta” Paciente “Es que hicimos planes para ir al cine que le hace mucha ilusión ver una película que quitan hoy de la cartelera. “Luego no me digas que yo no te dejé ir” . El paciente percibe que “estar mal” significa tener a su disposición una atención constante. malos.IAEPD 8 | PERSONA ayer porque le dije que en vacaciones me voy con un amigo. Este estilo de patrón suele inhibir la expresión de sus emociones o sólo las muestra cuando se siente presionado o “explota”. Anticipatorio: Divaga sobre lo que sería bueno conseguir para un futuro. A veces incluso lo llega a idealizar pues nunca está presente en las situaciones difíciles. Si sus propuestas son rechazadas sacará sus “mejores armas” hasta que sean aceptadas. Familiar.

Por lo general. Son muy frecuentes las comparativas. apoya al paciente. Sumiso y/o dependiente: Acepta las propuestas sin cuestionarlas por miedo al abandono o a enfrentamientos. No tiene casi nada claro. Pero cuando no hay “testigos” invalida al paciente. cuando la hija se convierte en mujer compite para ver quién está más atractiva. El familiar puede conseguir que alguien de su entorno inmediato esté muy pendiente de él. quién es más inteligente o más resolutiva. Superficial o distante: Se centra en aspectos poco existencialistas y profundiza poco en las emociones. El paciente suele quejarse de falta de interés hacia su persona “Llamé a mi madre porque me encontraba fatal y me preguntó por el color de pelo que más le favorecía”. a la vez que intenta transmitir (para autoconvencerse) que lo tiene todo claro. En realidad nunca se sabe cómo va a reaccionar o por dónde va a salir la persona con este patrón. si lo comparte. Ejemplo : Madre que se cela desde que su hija es pequeña de la relación con el padre y se siente molesta cuando observa muestras de cariño entre ambos. “le dije que me encontraba mal y me dio dinero para comprarme ropa”. Suele dar prioridad a los demás e incluso puede dejar de trabajar y pedir bajas laborales para poder cuidar del paciente o de algún miembro enfermo. sobreimplicado o narcisista entre otros. Políticamente correcto o “Queda bien”: Con una doble moral. Puede estar bajo las ”órdenes” o indicaciones de otra figura del sistema familiar con un estilo autoritario. creando una dependencia. No haces nada”. Por un lado. . llevándole a sus citas. Para que la relación esté equilibrada. De esta forma el paciente no puede compartir lo que está ocurriendo. Inestable: produciendo un efecto vai-vén similar al del paciente con trastorno límite. El paciente puede haber aprendido e interiorizado mucho. ¿Cuál suspendiste?”. pues nadie le creerá o. se encarga de las facturas. este papel lo asume el paciente que se hace responsable del cuidado del familiar “víctima” renunciando a necesidades propias. corre el riesgo de ser invalidado nuevamente y de quedar de mentiroso. “Yo me paso el día trabajando y llego a casa y tú en el sofá. Aquí el paciente puede aprender por imitación y adoptar este mismo estilo. por ejemplo. Incluso puede adoptar el estilo de la otra figura y unirse para despreciar al “débil”. El paciente siente que no puede contar con él. Narcisista: Demanda valoraciones constantes de su entorno pero no responde recíprocamente. Ej. generándole miedo e inseguridad.IAEPD 9 | PERSONA paciente y el resto de los familiares en todo momento. acerca de este estilo predominante. el paciente ha de adular al familiar y estar pendiente de sus necesidades en todo momento. En ocasiones el paciente puede llegar a confundirse hasta tal punto que cree que se ha vuelto loco o ha perdido la noción de lo que es real o no. Se ilustra en el siguiente ejemplo: Familiar: “¿Cuántas suspendiste?” Paciente: “Aprobé todas menos una” Familiar: “Siempre igual”. Crítico: Frustra ilusiones y motivaciones. No es uno de los estilos más frecuentes pero en ocasiones nos lo encontramos y nos parece interesante mencionarlo. de alimentarle y de cubrir sus necesidades básicas. Es incapaz de atender a las necesidades de los demás y suele cometer negligencias por omisión de ayuda o de colaboración en la familia. Se centra en “lo malo de lo bueno” y a veces lo generaliza. que no empatiza. Después. Competitivo: Pretende establecer un nivel superior o privilegiado respeto a algún miembro de la familia. A veces resulta una competitividad de lo más infantil (por ejemplo: competir por quien cocina mejor o hace los mejores postres). Victimista: Es muy parecido al chantajista emocional en las formas en las que se manifiesta pero no tiene porque perseguir objetivos más allá de quejarse y de buscar un desahogo o que los demás le protejan. le cuiden o le hagan compañía.

IAEPD 10 | PERSONA Paciente: “Historia” Familiar: “A ver déjame ver las notas. además de ser una fuente de conflictos familiares. los siguen utilizando. suficiente” Paciente: ”es que tengo 14 asignaturas” Familiar: ¿Y qué? Que desastre si os piden lo mínimo de lo mínimo y aún así no hay forma de que apruebes. generan confusión en el paciente y por tanto. cambiar opiniones sin perder las formas y en definitiva. Un acercamiento a los comportamientos. pues aunque no siempre se puede pedir que un familiar siga determinadas pautas (por ejemplo reforzar los logros). En las primeras sesiones de terapia. pensamientos y actitudes de familiares de personas con Trastorno Límite de la Personalidad”. sino que interfieren en la posible mejoría que pueda conseguir el paciente y por lo tanto. se puede contar con él y sentirse entendido y apoyado. Todos los estilos mencionados. la familia. Por último.. Por lo general se llevan repitiendo durante años y a pesar de no ayudar a que la situación cambie o mejore. Los patrones de relación familiar divergentes. suelen generar conflictos. Ediciones Pléyades S. tendrías que sacar todos diez” Genera en el paciente expectativas inalcanzables y la sensación de que haga lo que haga nunca será suficiente para obtener una valoración. Democrático: Con los límites bien claros puede ser un estilo ideal. ni de transmitirlas de manera efectiva. sufrimiento y discusiones. sí podemos pedirle que suavice su manera de dirigirse al paciente (algo que beneficiará a todas las partes implicadas). Y… en naturales. negociar. que se le transmita un mínimo de coherencia en el sistema familiar y que se cuiden las formas. sí hay una única manera de ayudar a que el entorno del paciente sea percibido por éste como estable. Con el nivel que tienen en ese instituto. El paciente puede percibir un referente estable en este familiar que respeta. a excepción del estilo democrático. estos rasgos o estilos predominantes no siempre son evidentes pero a medida que profundizamos en la forma en que se relacionan los miembros de la familia. al mismo tiempo que deja libertad sin invadir su espacio y con el que se puede compartir.. Mosquera D. encontramos patrones de relación que se repiten. Bibliografía: “Más allá de lo aparente..A. nos encontramos patrones muy divergentes que transmiten incoherencia y dificultan el establecimiento de unos objetivos comunes entre todos los miembros de la familia. Ageitos L. 2005 . tensiones. más inestabilidad (tanto a nivel individual como familiar). En definitiva no sólo contribuyen a que exista un ambiente tenso en casa. nos gustaría resaltar que aunque no hay una única forma de hacer las cosas. Además de lo anterior.

Alternancia de frases de tipo catárticas y/o verborrágicas. por ejemplo.IAEPD 11 | PERSONA Dr.mail: schenque@ciudad. Rasgos distintivos del lenguaje en las personalidades adictivas Expresiones verbales y paraverbales automáticas.com. el timbre de la ansiedad. cadencia. éticos y estéticos que fueron desplazados por el doblegamiento de la sociedad hacia un individualismo y narcisismo atomizante y atomizador. euforia o ansiedad Todo es fluctuante y confuso. • De ahí que la condena moral es insuficiente y nos demanda revalorizar en nuestra praxis aquellos valores familiares. la prosodia de las vacilaciones. Schenquerman). amerita implementar en el campo de la Salud Mental estrategias terapéuticas acordes y con un enfoque interdisciplinario. ritmo y altura.. entre otras manifestaciones emocionales. la modulación de los quejidos. • Estos fenómenos que suceden en la última década y cuya impronta psicosocial es cada vez mayor. frío y espacioso. que permitiría una captación integral de los afectos. . a fin de no sucumbir en una "frustración sin salida". Además contiene otras modalidades pertenecientes al nivel suprasegmental. en los trastornos de ansiedad generalizada el tono se percibe acongojado y/o excitado. con otras de estilo acelerado e ininteligible. Abolición del matiz afectivo que se exterioriza a través de “vocablos alexitímicos”: particularidad que remite a la carencia de palabras para manifestar afectos o emociones propias y ajenas. La voz contiene un espectro de matices tonales observables en diversas patologías. subyacente a un dolor psíquico incoercible. Dificultad para identificar y describir sentimientos de miedo o ira. • Resulta importante que su abordaje pueda centrarse. Al establecerse nexos entre los códigos verbales y paraverbales es factible registrar en la tarea clínica: la percepción de. En los estados alexitímicos ocurre un intento de reprimir las emociones dolorosas como reacción defensiva para afrontar hechos traumáticos intensos. prosodia. a la manera de un tejido conectivo. por ejemplo: en las fobias prevalecen vocablos llanos y monocordes. 31333 | E. como la entonación. en los obsesivos resuena como rumiativo y pegajoso. abúlicas o rígidas. revelando una perturbación de las exigencias pulsionales. Norberto Schenquerman Médico Psiquiatra y Psicoanalista | M. interviniendo como una herramienta terapéutica útil para favorecer el “insight” y el cambio psíquico (N. silencios. intensidad. Funcionamiento de los patrones sonoros del habla en las distintas patologías La voz como objeto sonoro posee cuatro elementos intrínsecos: timbre. etc. Allí donde las palabras decaen prevalece la sensorialidad del lenguaje. N. en la paranoia la inflexión es alargada y sin fin. no sólo priorizando la prevención. en los esquizoides se oye distante.ar Articulaciones teórico-clínicas sobre las Personalidades Adictivas: Enfoque psicolingüístico Introducción Acerca de las Patologías y Adicciones Contemporáneas • El incremento de nuevos Cuadros Patológicos y Adicciones constituye uno de los peores flagelos del Tercer Milenio. en sus aspectos más globales. sino además creando dispositivos clínicos para lograr "salir" de ellas. La “trama sonora” que envuelve a la voz adquiere así un carácter vivencial.

afecto y lenguaje El dolor físico o psíquico representa siempre un fenómeno límite y complejo: una barrera indefinida entre el cuerpo y la psiquis. semejantes al tipeo que realizaba en su teclado. esto se debía a que no podía tolerar mis silencios. Este estilo de verbalización se presenta porque en estas personalidades adictivas prevalece un fuerte “sentimiento de futilidad”. manteniéndose en un “impasse” difícil de revertir. Una Viñeta clínica Jorge. de ahí que su discurrir resulta frágil: mezcla de desapego y vacío de significación. lo cual . psicoestimulantes y cocaína. 3. Dolor sintomático: manifestación externa de pulsiones inconscientes y reprimidas de tipo psicógena que acontece cuando falla la decodificación de la angustia señal. Así. al igual que con su computadora. trasfondo del goce que compulsivamente buscaba satisfacer y que lo condujo a su necesidad de padecer. Green). Sus relatos semejaban crónicas. Técnico en computación. vive con su madre y una hermana menor. En cada consulta acostumbraba. Dougall y la “sobreadaptación” de D. Estudia la incidencia de los factores psicológicos y neurológicos vinculados a la comunicación oral. a la defensiva. para de este modo obturar sus pensamientos y dolor. Dolor psíquico: vinculado al afecto traumático como reacción defensiva del Yo frente a la locura o la muerte: “conmoción psíquica”. La vía de acceso fue promover la elaboración del porqué de la fascinación al riesgo y a la trasgresión. apelando a la acción y a defensas patógenas y además intentando trasmitirle al terapeuta un estado de tedio y fastidio. El proceso comunicativo en la dimensión clínica La psicolingüística o psicología del lenguaje es una disciplina que puede dividirse en dos categorías: 1) codificación: producción del lenguaje 2) decodificación: comprensión del lenguaje. a fin de revertir su universo libidinal y alcanzar mejores niveles de autoconservación. pasaba al acto como si fuera un amortiguador químico que lo protegía del sufrimiento. etc. entre el adentro y el afuera.IAEPD 12 | PERSONA Ante la reducción de pensamiento simbólico presentan un estado de indefensión doble: motriz y psíquica. la “alexitimia” de J. metafóricamente. señalando que estos “decires” suponen ciertas zonas de pasaje entre los lugares psíquicos del adentro y el afuera. escrita. Comenzó su terapia hace 2 años. entre el Yo y el Otro. Liberman. evitando registrarlas. Mc. Adicto desde hace varios años a psicofármacos. casi robotizadas. Por tanto. de ahí que utilizaba frases de tipo automáticas. además de tener una actitud corporal crispada. desbordando las representaciones con un lenguaje sin afecto y por tanto incomunicable e impensable. a la manera de un objeto continente. En el campo de las repercusiones corporales se puede mencionar: “el pensamiento operatorio” de la Escuela psicosomática de París. donde todo el tiempo necesitaba ordenarlos y controlarlos ritualmente. (A. observable en los Trastornos Psicosomáticos y de Sobreadaptación. Articulado con la metapsicología del dolor se remarca. a su vez. que “(…) lenguaje y afecto están unidas como lo están asimismo las representaciones de palabras y las catexias a ellas cargadas”. En parte. Su hablar tenía más forma que contenido. R Kaës se refiere a tres variables discursivas. “tragaba mis palabras”. en su relación conmigo procuraba fastidiarme y aburrirme. Desde una visión integral se pude categorizar al dolor en tres niveles: 1. cuando en algunas ocasiones la angustia catastrófica lo desbordaba. consumiendo sustancias tóxicas. programar obsesivamente sus relatos. Nexos entre dolor. dado el monto enorme de angustia que lo impregnaba. La estrategia terapéutica empleada fue apelar a un esquema referencial integrador. Dolor traumático: remite a las patologías severas y adictivas e impregna todo el aparato psíquico. 23 años. Soltero. al mismo tiempo. 2.

(1949) describió que este emperador quería descubrir qué clase de lenguaje adoptarían un grupo de niños cuando crecieran sin haber oído nunca hablar a nadie. seleccionado los tonos del discurso del terapeuta que le demandan placer y bloqueando lo que se resisten a escuchar. ostensible. Otros. actitud evitativa ante el sufrimiento. es decir. Relato de una experiencia psicolingüística histórica En el siglo XIII. Es posible registrar en la escucha estados intrasomáticos de ciertos pacientes que corresponden a un estilo de expresión autoerótica vocal. específicamente en el acto de transgredir las pautas. en cambio. cimentando que en el intercambio discursivo emerja la función significante y simbólica del pensamiento inconsciente. emerge una angustia de tipo automática. ni de decir todo. anteponen un panel acústico. causada por la fijación al trauma. apelando a la remembranza de canciones infantiles. El propósito era saber si de igual modo terminarían hablando en hebreo. en una reatracción sobre su sí mismo. Viking Press. Interdecir: prevalece una pobreza de vocablos que obstruye la captación intrínseca de lo inconsciente. relacionado al período de la simbiosis materno-filial. N. el griego. Una repetición ligada a la regulación de los estados intracorporales. Kernberg). Ante la imposibilidad de una tramitación anímica. Etiología de las personalidades adictivas Deviene. Al poco tiempo todos murieron y . Dentro del vínculo terapéutico resulta operativo tomar en cuenta los tonos con que se enuncian las frases. Acentuación de las estructuras narcisísticas malignas (O. habilita sentirse “junto-a”. Por consiguiente. el historiador Salimbene. fundamentalmente. Corresponde a una búsqueda pulsional autoerótica.IAEPD 13 | PERSONA pone en evidencia los pensamientos prohibidos por efecto de la represión y son: Decir: implica un estilo de locución manifiesto. No se trata de escuchar todo. York. latín o árabe o finalmente hablarían al igual que la línea verbal paterna de cada uno de los bebés. recurrían a ciertas “tonadas”. ligado a una búsqueda ilusoria. Obstruyen el dolor psíquico frente al vacío existencial. prohibiéndoles hablar o parlotear y ni siquiera tocarlos o acariciarlos. El goce radica no sólo en el consumo adictivo sino. La especificidad del lenguaje en el campo terapéutico El desarrollo de un umbral sensitivo empático. las diversas inflexiones que se introducen en las emisiones y las pausas que las separan. a su homeostasis. a la manera de una introyección. Para ello separó a un grupo de recién nacidos de sus padres y los dejó al cuidado de niñeras y enfermeras. surgida ante la falta de vivencias de satisfacción frente a la ausencia de objeto de amor. Fascinación tanática: sentimiento de falso triunfo maníaco. a la manera de una bisagra de inserción. el resto se repliega hacia adentro. lo cual amplía la percepción-conciencia identificatoria. Entredecir: se verbaliza sólo una parte. caracterizado por la perentoriedad y la irreflexión. la voz vuelve a los oídos retroalimentada por el emisor y el receptor. que era la lengua más antigua. En consecuencia. sostenido por un control omnipotente y oculto sobre el objeto adictivo. en The emperador Frederik II. a través de un repliegue narcisista. sino de poder escucharse decir. La fonología se ocupa de los aspectos mentales o abstractos de los sonidos en el lenguaje y promueve cambios cualitativos en las estructuras latentes e intrínsecas de la masa fónica del hablante. de un duelo no elaborado adecuadamente: respuesta frente a una pérdida o separación y que suele perdurar más de dos años. a semejanza de un acunamiento autocalmante. de ahí que se adhieren a un objeto investido de placer. Se correlaciona con las neurosis de impulsión.

contribuyendo a la reversión de la “necesidad de estar enfermo o padecer”. busca inconscientemente dañarse. • Kernberg.23. Vol. dado que son huellas mnémicas imborrables para la constitución del sí mismo. D. Amorrortu. encarnando un baño sonoro afectivo primordial para la constitución de la identidad del Yo. Bs..: Desordenes fronterizos y Narcisismo Patológico. As. La conformación de un marco de confiabilidad vincular permite fortalecer esta Pulsión como una vía útil para restablecer el equilibrio entre el narcisismo herido y la pulsión de autoconservación. a fin de neutralizar la indefensión y el dolor psíquico. • Freud. 1999 . Dunod. N. Aquello que produce sufrimiento suscita represión. As. pero en el desamor del Otro: por ello se enferma. En la Conferencia 32 (1933) Freud alude que la “Pulsión de Sanar” se constituye en un valioso auxiliar terapéutico para desmembrar los mandatos negativizantes. As. • Käes.: (1933) “Conferencia 32”.: “La palabra y el vínculo”. Correlacionado con esta historia. 1995. E. Bs. 31333 E.mail: schenque@ciudad. Amorrortu. 2001 • McDougall. París. por falta de amor. R. Vol 23. La imbricación de los patrones sonoros del lenguaje contiene efectos somáticos y hasta viscerales. provocado por el desapego traumático temprano. E. • Schenquerman. E.com. • Green. As. dado la problemática que presentan estas patologías severas para elaborar las experiencias escindidas del Yo. 1994. París Iberia. Frente al sentimiento de culpa derivado del Superyo tiránico. Amorrortu. Dr. Paidós. As. E. Freud. Green al decir que “la entonación es el sentido”. A modo de epílogo se postula que el rol especular de la voz opera a semejanza de un objeto transicional. El adicto cree. N. 1998. (S. S. Bs. Consideraciones finales acerca de los fenómenos psicolingüísticos en el proceso terapéutico Este enfoque teórico-clínico no implica apelar a modalidades verbales intencionales. desde una interpretación psicológica se desprende que tanto lo verbal como lo paraverbal del proceso comunicativo representa un baño sonoro afectivo primordial. lo cual demanda en la clínica un estado de peculiar receptividad para de este modo poder ampliar la percepción-conciencia y su mundo fantasmático. Norberto Schenquerman Médico Psiquiatra y Psicoanalista M.: (1938) Esquema del Psicoanálisis. Se manifiesta a través de la “Inversión de la Pulsión de Autoconservación” (Verkehehurung) que implica una “necesidad de estar enfermo o padecer”. fenómenos que desempeñan la función de un “yo auxiliar” y desde lo psicolingüístico representan la expresión de los primeros determinantes de la Estructura de la Personalidad. sino que se cimenta en el ensamble discursivo complementaria entre terapeuta y paciente.ar Bibliografía • Freud. As. 1938). A: El trabajo de lo negativo. Este abordaje coincide con A. A nivel fónico coexisten un espectro de resonancias sonoras.: Las mil y una caras de Eros. E.. 1976. Bs. Bs..IAEPD 14 | PERSONA Salimbene concluyó acerca de este experimento fallido lo siguiente: “sin palabras y sin caricias no se puede sobrevivir”. J. Publicar. E. Bs.: Comunicación y Psicoanálisis. Aspectos Metapsicológicos de las Personalidades Adictivas Subyacen mecanismos “vicariantes” de gratificación pulsional. S. E..: La trama sonora de la interpretación. E. • Liberman. “Esquema del psicoanálisis”. Alex. O.

predominando el relativismo y reduccionismo cultural. quedando los ciudadanos sin contención. comienzan a verse vulneradas capas etareas más frágiles. Cuyo alcance no nos resulta fácil de analizar ni siquiera al mediano plazo. La democracia naciente tenía una historia y un futuro difícil de sortear. El liberalismo. Cuando esto no sucede. El rol histórico de la familia en la cultura es la humanización a través de la triangulación madre-hijo-padre. los medios de comunicación masivos regidos por la lógica del consumo. No hay más certezas. En lo cultural el país terminaba una larga noche de dictadura y muerte. desde lo material a sustancias psicoactivas (drogas). sumado a los consejos de los organismos internacionales que solo acrecentaron la deuda externa y recortaron los presupuestos sin garantizar la paz social. tratando de rescatar el proyecto transformador de la modernidad. la eterna juventud o el pragmatismo. apareciendo el vacío del interior hacia en interior del individuo.Patagonia) Algunas reflexiones sobre la violencia social A principios de los años 80. ya que la incorporación subjetiva de los ideales esta dada por la articulación y vinculación entre el yo ideal y el ideal del yo. parecieran estar en fuga permanente. abandonados o sometidos a explotación laboral. Si a esto le sumamos la crisis de los sistemas educativos en donde el docente parece haber perdido el control del aula. Las consecuencias tuvieron un fuerte impacto social. victimas de sustracción de alguno de sus padres. donde nos inundan la informática. Los ideales y valores son cuestionados. Con respecto al futuro el vacío se puede intentar llenar con nuevos ideales ligados al consumo de todo tipo. El estado nacional. el escepticismo se puede instalar en el individuo.IAEPD 15 | PERSONA Artículo de interés realizado por los Dres. importante. niñas y adolescentes son presos de violencia física psíquica y sexual. la imagen. es el puente entre el sujeto y la sociedad que lo recibe. el psicoanálisis. esenciales para crear niños saludables. institución de cincuenta mil años de permanencia. La familia actual comienza a tener transformaciones: la disgregación. Las ideas promovida por la cultura son puestas en duda. abusados y violentados por adultos o por pares. eclosionan nuevas configuraciones familiares. seguridad y justicia. Al comenzar en nuevo milenio las grandes premisas filosóficas comienzan a tambalear. garantizado por un progreso o desarrollo científico indeclinable. signado por inestabilidad laboral. donde los cambios tecnológicos parecen no tener fin. Entonces aparecen en el campo social y comunitario la fragmentación y el debilitamiento aún mayor de las instituciones formales y no formales. parecen no garantizar el desarrollo humano. hay un retiro gradual de los adultos en la crianza de los hijos. que postula un devenir emancipador y búsqueda racional dela verdad. el marxismo. caen las ideologías totalizantes. Hay un envío demasiado precoz de . Niños. garantizando la estructuración psíquica saludable del sujeto con la introyeccion o incorporación simbólica y real de la ley y el registro del otro como persona significante. salud. Esto trajo el debilitamiento de las instituciones básicas como educación. a pesar de la amplia legitimidad de todos los sectores sociales. en trabajo y el esfuerzo eran el único camino del ascenso social. extraviados circulan solos no solamente por la calle o la noche. debilitando aún más las redes sociales. ya sea por mayor exigencia laboral o por conductas hedonistas o egoístas. exclusión de grandes sectores de la población. pero con rumbo incierto. adherir a la cultura de la inmediatez. desempleo. sorprendiéndolos. concluyendo el siglo XX. el país continuaba atado a paradigmas donde la educación. nuestro país intenta un proceso de integración al mundo globalizado. ya que. La familia. inicia un proceso de modernización de las instituciones. fundante de la salud del ser humano. Alberto González y Jorge Mamy Médicos Psiquiatras del Instituto Austral de Salud Mental (Neuquén. Pero el mundo había adquirido un vértigo nunca antes conocido. Esto se ha debilitado en lo micro social con fuerte repercusión en lo macro social cotidiano. en donde el padre o la madre priorizan su propio desarrollo personal o sus propios deseos en desmedro de las funciones maternas y paternas.

Creemos que esta función es indelegable por parte de la familia. creemos que se deberían solucionar recuperando la familia como institución básica. individualistas. inundar con los mismos medios de consumo y comunicación masiva con cultura y trabajo. trabajar con las familias en como realizar una crianza saludable. Son fenómenos en cualquier contexto geográfico y social. los roles sociales. objetos. los que indudablemente deberían estar profesionalizadas y ser más humanas y justas. En nuestra practica profesional se ven con más frecuencia los trastornos o desordenes de la personalidad. búsqueda de obtener lo deseado a cualquier costo incluyendo la violencia. a ser tolerantes. compañeros de trabajo. las instituciones formales y no formales. severas fallas para entender las leyes fundamentales. vecinos. seguridad en si mismo). incluso en los adultos que son sus referentes. retomar la crianza como hecho fundante de una sociedad saludable donde la familia no puede mirar para otro lado. impulsividad. donde todo vale para lograr lo deseado sin importar el otro. ¿Qué es la introyeccion o incorporación de la ley? Es saber que hay prohibiciones universales como hombres.Patagonia) . superficiales. cónyuges. y deseos prohibidos. Registrar al otro como persona es respetar sus deseos. sus sentimientos. autoestima. el desarrollo comunitario. En lo micro social debemos volver a respetarnos unos a otros. niñas y adolescentes del riesgo dándoles las herramientas para enfrentarlos (afecto. proteger a nuestros niños. No negamos que las condiciones sociales y la pobreza hacen aún más frágiles a las personas en riesgo. Jorge Mamy -Médicos PsiquiatrasInstituto Austral de Salud Mental (Neuquén. necesidad de placer inmediato como abuso de sustancias y promiscuidad sexual. especialmente los que tienen que ver con la falta de registro del otro como cosa u objeto. tiempo. desmedida inmediatez. Los actores sociales públicos. La familia es la que nos enseña a transmitir como respetar. mujeres. pero señalarla como única causa impresiona un reduccionismo inadmisible en el campo científico y académico actual. que seguramente derivan en violencia auto y heterolítica. en lugar de satisfacción/felicidad/vida. Los medios de comunicación masivos con mensajes consumistas. el trabajo genuino. Estos desordenes-trastornos se dan en todas las clases sociales impactando en los más débiles. a tener nuevamente reglas básicas de convivencia. su modo de ser y vivir. Si este proceso no se desarrolla adecuadamente aparece el vacío asociado a la violencia/muerte. ¿Qué podemos hacer entonces para prevenir estas situaciones que generan graves hechos de violencia y malestar social? Como son problemas complejos que no se solucionan con más policías y cárceles. atender y mediar en los conflictos comunitarios. especialmente en los más jóvenes. Creemos que es aquí en este terreno donde empiezan las fallas individuales que luego generan malestar social.Dr. Dr. a vincularnos de manera adecuada. Alberto González . uso y abuso de la persona. inciden en nuestros niños-niñas y adolescentes. manipulación. los dirigentes deben saber que son referentes y que los valores que esgrimen en su práctica repercuten fuertemente en la comunidad.IAEPD 16 | PERSONA los jóvenes a enfrentar la vida sin las herramientas necesarias para ello.

un padre. las normas sociales. ¿Porqué usar un término como maldad patrimonio de la filosofía y de la religión para la psicopatología? La maldad se refiere a la destructividad humana. Vicepresidente de la ISSPD (Sociedad Internacional para el Estudio de los Desórdenes de Personalidad) Ex Presidente del Capítulo de Personalidad de APSA (Asociación de Psiquiatras Argentinos) Director del IAEPD (Instituto Argentino para el Estudio de La Personalidad y sus Desórdenes) La maldad social y la maldad individual Adelanto de un próximo suplemento No comprendía a Wade. S. Sin embargo junto a los partícipes del holocausto. o hay una falta de habilidad para el uso de la violencia? Por todo ello necesitan ser aclarados las diversas acciones de la maldad. en la comunidad. políticos. Dr.IAEPD 17 | PERSONA Prof. si se lo partía en dos. . y la auto-evaluación del actor. annual meeting. Modificación de las caras del “enemigo”. May 17th. La exposición creciente de los seres humanos a la violencia en el medio. E. aparece desesperadamente en nosotros un nuevo sentimiento de vulnerabilidad vinculado a que uno como ser humano. 3. malas conductas. Koldobsky Profesor Asociado de Psiquiatría en la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de La Plata Director de la Carrera de Especialista de Psiquiatría y Psicología Médica de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de La Plata. religiosos. requiere un incremento del esfuerzo para comprender a los que utilizan este tipo de conducta. podía reunir en su persona la compasión y la más fría crueldad?¿Podían los hombres ser como los biskotchos de Bemidra. aborrecibles (algunos de los cuales corresponden a trastornos de la personalidad (TP) que veremos en la segunda parte de este artículo. APA. Caroline. en la casa. la cultura y la personalidad. estaba hecho de la misma materia! (Bongrand. Crear un sentido de anonimato . donde las imágenes de propaganda nos condicionan a matar. sádicos. se llega a reconocer finalmente que uno (cualquiera) puede hacer esas atrocidades. Las preguntas que surgen son: ¿hay una patología individual para la agresividad. Néstor M. no solo las realizadas por individuos extremadamente desajustados. Weller.el anonimato ambiental alimenta al vandalismo. sino lo que han sido transformados en abstracciones u objetos. estamos también obligados a identificar los factores de riesgo que contribuyen a la violencia y planear las intervenciones y medir el resultado de esas intervenciones. la violencia es una parte integral de cualquier sistema social. a la vez que debemos preguntarnos si esas conductas. 1999. una perfecta y la otra imperfecta? ¡Hasta un fruto. Se relaciona con necesidades humanas básicas no satisfechas. nos permiten incluirlas y analizarlas como producto de la maldad humana. radicalmente prejuiciosos. Las estrategias generales que las instituciones usan para lograr que personas buenas participen de acciones malvadas son: 1-reducir las señales de responsabilidad social del actor (“nadie sabe quién soy ni les importa saberlo”). Ante la evolución de la violencia colectiva los individuos y los grupos (sociales. tiene proclividad para el bien y para el mal. Participan en su origen las condiciones sociales. Los elementos que lo componen son el daño extremo. las instituciones. Hay una dicotomía en la comprensión de la bondad y la maldad: si uno observa el holocausto surge la última verdad esencia del ser humano. 2. la instigación o provocación y la persistencia de actos altamente dañinos.) modifican por sus acciones la/las personalidades. ¿Cómo un hombre. El niño de Estambul). la cultura y culpan y desvalorizan a sus víctimas. hubo también personas que expusieron sus vidas para proteger a judíos. proclives a adherir a actos violentos. en la escuela. muy influidos por la acción de situaciones personales y esencialmente de la influencia de su medioambiente. Es muy importante tener en cuenta que las conductas violentas se vuelven estables a lo largo del tiempo. etc. dulces y salados al mismo tiempo? Pero ¿cómo era posible que un ser humano tuviera dos facetas tan distintas. no personas. sino las acciones producidas por individuos “normales”.

Entrevista a la actriz y directora Liv Ullmann. perdida del sentido del yo. . familia. y biológicas. Podemos creer en dios. Es más fácil decir. de lo que significa estar aquí en la tierra. o por fallas del control inhibitorio. la buena empatía. y de base biológicas que intentan ser explicadas por los enormes avances de las neurociencias. con gran probabilidad. en nuestros días. la protección del medio (escuela. El riesgo de violencia en un individuo puede ser comprendido en términos de cuatro dimensiones fundamentales de personalidad: 1) control de impulsos. Quedan tan pocos valores en qué creer. frecuentemente se asocian con conducta violenta por alteraciones perceptivas o cognitivas. cambio a servicios de tipo comunitario. La maldad violenta. Habría entonces una heterogeneidad etiológica en la conducta violenta: el descontrol de impulsos. responsabilidad “tarasoff”. ni nada. 4) estilo cognitivo paranoide de P. 3) narcisismo. de alguna manera. se manifiestan por conductas violenta o suicida o automutilativas. el splitting. los institutos de menores. Hay injurias cerebrales en la base de muchos de los TP violentos: el lóbulo temporal. muchas veces bajo la influencia de la droga.a manos de un familiar. tendencia a la victimización. Los TP. de los valores e ideales. la violencia sexual. Vivimos en un mundo vacío y nos da la impresión de que lo que hacemos hoy no tiene consecuencias mañana. La correlación violencia y trastornos mentales influye para dar claridad conceptual a aspectos como internación legal civil. “la culpa impide avanzar” página 12. debido a la acción temprana de factores violentos . y de trabajo (acentuación del individualismo). es el resultado de la convergencia de factores situacionales (instigadores o inhibidores de agresión).la adopción. Una variedad de estímulos influyen la conducta social determinando el estado interno actual y la subsecuente evaluación y decisión de los procesos. el síndrome de Munchausen. el desapego. la corrupción. el desarrollo moral de los individuos. Pág. factores personológicos (propensión o preparación para agredir o evitar agresión). así como mitigar el estigma de la enfermedad mental y para acciones en salud pública Los pacientes sometidos a estrés extremo manifiestan cambios patológicos de la identidad. tenemos que volver a ciertos valores. el terrorismo. sábado 10 de marzo del 2001. particularmente el TAP y el TBP. “Estamos perdiendo el sentido de lo humano. El abuso de sustancias tiene hoy en día un rol de suma importancia en las conductas violentas y suicidas. y yo creo que. otras personas que muchas veces no tienen parte en esa elección”. el aprendizaje de los afectos. P múltiple. incluye aspectos dinámicos. el juego. “por qué no hacemos el amor esta noche. la victimización del otro. divirtámonos un poco”. la rabia. del desarrollo individual e incluye variables situacionales. organizaciones sociales y religiosas). la calle. las áreas ventromediales frontales. la violencia. tratamiento coercitivo por mandamiento judicial. 2) regulación del afecto.. A la vez la violencia actúa como causa de los TP severos. Los factores que protegen a los individuos de la violencia son su sentido de autonomía. fragmentación del yo. saber que cada elección en la vida significa algo. incluida la agresión. las nuevas formas de vida. y el abuso de los demás. La vida es así hoy. el abandono. y sus relaciones con pareja estables. 29. la riqueza fácil. el refuerzo de la agresión y enseña que la agresión es aceptable y exitosa. amigos. El segundo gran aspecto de la maldad es aquel que tiene que ver con la vulnerabilidad individual. El desarrollo moral Un pensamiento de una actriz nos ejemplifica otro de los aspectos que hacen a la participación en la maldad y su expresión. por pequeña que sea esa elección. la adecuada autoestima.IAEPD 18 | PERSONA El modelo general de maldad que se traduce en agresión y violencia. Por que en nuestros actos involucramos a otras personas. por cercanos . las habilidades sociales. el desarraigo. Toda conducta social. de la imagen de los demás. la sociedad post moderna contingente o no. el aprendizaje de los valores. pero ya no nos importan los mandamientos. cognitivo sociales. las inmigraciones legales e ilegales. individuales (personológicas). El medio provee modelos agresivos como la frustración. la negligencia. las habilidades para relacionarse con los pares. de la imagen corporal. surge en un medio con múltiples factores de riesgo.

tienen baja tolerancia a la frustración. y de la psicopatía 15-25%. son comunes en jóvenes entre 25 y 44 años. El accionar violento. no aprenden de sus errores. Carecen de empatía. evitativos. la búsqueda de sensaciones. su comercio o la la pornografía. T de conducta. el tiempo libre. violencia. el robo. T borderline de la P. tienes estos cuadros o alguno de sus rasgos. Rara vez piensan que pueden estar equivocados La psicopatía mantiene patrones de conducta en conflicto con la sociedad: no son leales a los valores individuales. T desafiante-oposicional. con frecuencia han tenido un patrón de mal comportamiento infantil. T de ajuste con disturbios de conducta. Garbarino.scand. pasivo-agresivos y esquizotípicos pueden asociarse con conducta violenta (Adultaj. Hay mayor posibilidad de presencia del TAP en los hombres y en gente viviendo en la pobreza (Hay 2 a 8 veces más hombres que mujeres). los adaptados a los grupos sociales. 2000. También influyen las ciudades modernas. vertex 1999). g ycol. en especial en los jóvenes con T conductales. la violencia y lastimando a los demás? nos abruma el extremo de maldad de ciertos individuos como Hitler. son egoístas. borderline. Los adultos que desafían las normas sociales. el parasuicidio. acta psychiatr. pero junto a estas atrocidades se hallan generalizados en el mundo actual los delitos menores. j. la mentira. Un concepto ha entrado en la discusión. La adolescencia se identifica con la violencia en la barra. En las cárceles la presencia de la antisocialidad es de un 50-70%. por sus malas acciones.IAEPD 19 | PERSONA La violencia tiene también relación con el sexo: ya sea durante el acto. por la droga. 102 (4):265-275. Hacen lo que sea necesario para alcanzar sus fines. histriónico. 1995). La psicopatía y la antisocialidad abarcan los aspectos esenciales del estado interior o de las conductas. En estos individuos hay variaciones funcionales del SNC (neuroimágenes). la violencia sexual. Estarían predispuestas al TAP mujeres con ese gen. narcisista. Siete diagnósticos del DSM IV incluyen a la agresividad entre los rasgos que los caracterizan: T antisocial de la P. impulsivos. y decrecen total o parcialmente con la edad. el alcohol. delincuencia y desorden antisocial de la personalidad. Las posibles explicaciones de este hecho se refieren a la presencia en los hombres de un gen o grupo de genes particulares. y aquellos que no son ni antisociales. psicopatía. La prevalencia de estos cuadros está aumentada no solo en programas de salud mental o abuso de sustancias. solo rasgos psicopáticos. que en algunas situaciones presentan rasgos psicopáticos. Age-related change in personality disorder trait levels between early adolescence and adulthood: a community-based longitudinal investigation. por problemas comunes. y T de ajuste. y el asesinato múltiple. sino que el 8% de hombres y 3% de mujeres tratados por médicos generalistas. y usan como mecanismo de defensa a la racionalización (Koldobsky. la violencia secreta dentro de la familia. la desregulación económica. tendencia a acusar. habitualmente encontrados en las conductas antisociales y en el TAP. en especial la psicopatía. Los individuos victimizados se vuelvan actores de violencia y victimizan a su vez a otros individuos. culpan a los otros. en el delito contra las personas. T explosivo intermitente (IED). la deshonestidad. (Koldobsky. (human development department of Cornell University). La personalidad participa en la violencia del medio familiar. del que participan esos TP graves lleva a la victimización de otros individuos y a cambios psicológicos y caracterológicos derivados de la acción violenta sobre el sujeto. pero desarrollarían otras condiciones como T de somatización. los aspectos transculturales. lo que irá permitiendo que se identifiquen y traten las anormalidades subyacentes a la con- . Carecen de habilidad para la introspección. la toxicidad social y su rol. Se debe usar los dos términos. paranoides. Los estudios transversales sugieren que antisociales. En la edad temprana influyen la violencia y la criminalidad de los padres y en etapas posteriores los individuos victimizados se instituyen en sujetos de alto riesgo para el desarrollo de TP graves. Pareciera que las mujeres aprenden a esconder la ira y los hombres aprenden a expresarla en acciones visibles. el desempleo. Vemos que hay individuos con: rasgos psicopáticos y actos antisociales. grupales y sociales de una cultura determinada. el juego de la muerte. Estudiar el TAP nos hace preguntar ¿por qué algunos individuos parecen destinados a vivir en la mentira. la violencia con el anciano. incapaces de culpa o de aprendizaje de la experiencia. Les preocupa sus propios deseos y necesidades. ni psicópatas. insensibles.

La búsqueda de una subtipología de los trastornos ligados a la violencia. como los producidos por los asesinos seriales. La psicopatía podría deberse a un déficit en el proceso social de información. violencia o sadismo. se observa que atienden a pocos indicadores y/o atienden selectivamente a indicadores agresivos. distinguen el bien del mal. p. distimia. esquizofrenia. los más frecuentes esquizoide. In: psychopathy antisocial. y ayudará a hacer un análisis funcional individual. Podríamos intentar desarrollar una escala de la maldad ligada a la psicopatología: los actos antisociales menores. Responsabilidad penal de la psicopatía y del TAP: estos T nunca debe ser considerados como excusa por un mal comportamiento. narcisista. Las asociaciones con el Eje II: el 50% tienen dos o más TP. desviaciones sexuales. and violent behavior. Con el Eje I: se asocian el 35%: alcoholismo. aún deplorables. la psicopatía sin intencionalidad. muestran alto alerta electrodermal y cardiovascular. puede no ser efectivo (no serían parte central de la problemática de la antisocialidad). y el T narcisista de la personalidad con conducta antisocial. episodios esquizofreniformes. Los actos de violencia brutal como violación u asesinato. Siguen en pié muchas preguntas: ¿si existiera un modelo neurobiológico de TAP / psicopatía cambiaría su punto de vista respecto de la distinción entre TP y enfermedad mental?. sino genético y fisiológicamente distinto.factor model of personality. criminal. para ser tratados como enfermedad en vez de crimen. edited by the Guilford Press. 171-187. aun si tuvieron maltrato infantil. Aquellos con alta actividad MAOA no tienen altos escores antisociales. Widiger el al. fobias. accionar a través de estrategias cognitivas. Si lo sería el papel que juega en la compensación de los déficit emocionales. sádica. Cuando interpretan los indicadores se ve que están predispuestos a interpretar situaciones ambiguas y benignas con un sentido agresivo. paranoide. Si la disfunción de la amígdala es el déficit subyacente en la psicopatía. si logran desistir de la conducta criminal. son deliberados y con propósito. no están fuera de la realidad y sus actos. que el aprendizaje a través del castigo puede no ser logrado y que el manejo de la rabia. vemos que el intento de la empatía hacia la víctima. Los chicos que presentan baja actividad de la MAOA. Esperan resultados instrumentales e intrapersonales más positivos. podría no constituirse en un acercamiento efectivo. conducta antisocial como parte de una neurosis sintomática. Sin embargo los psicópatas no están locos. Para Kernberg (1989). T neuróticos de la personalidad con rasgos antisociales. dado que en muchas oportunidades asociaciones de este tipo están en la base de los actos humanos más terribles. se constituye en una gran ayuda para la caracterización de su peligrosidad. etc. al ser comprendida su patología. Junto a otros cuatro relacionados con otros cuadros psicopatológicos: otros TP con conducta antisocial. El polimorfismo funcional genotípico de la MAOA modera el impacto del maltrato temprano y el desarrollo de conducta antisocial. y si continúan con la conducta criminal. Los abogados inteligentes agravan invariablemente los problemas de sus clientes psicopáticos ayudándolos a escapar de la responsabilidad de sus crímenes. New York: 1998. Estos individuos. pudiéndose transformar esas conductas en actividades recompensantes. han sido severamente maltratados cuando chicos. hay tres tipos de TAP en relación con el narcisismo: el narcisismo maligno. y el intento de algún abordaje terapéutico. muestran un bajo alerta autonómico (sería este el marcador fisiológicos de presencia o ausencia de superyo o conducta moral). Psychopathy and the five . el T antisocial de la personalidad. y T somatoformes.IAEPD 20 | PERSONA ducta antisocial. sin TAP. violencia o sadismo: el máximo reino de la maldad. . presentando luego alto puntaje en antisocialidad. La selección de las respuestas se caracteriza por una mala evaluación de las respuestas. y reacciones disociales. podrían ser explicados como evidencia de un T mental severo. el narcisismo maligno. borderline y pasivo-agresiva. y menos sanciones para sus respuestas agresivas. El TAP no es solo psicológico. el trastorno antisocial de la personalidad (TAP). ¿cuáles serían las implicancias de los hallazgos neurobiológicos presentados para el tratamiento de TAP / Psicopatía? La comorbilidad de la psicopatía es un tema de sumo interés. Considerados lo indicadores sociales. 27%: con dependencia a las drogas. y el TAP y/o la psicopatía con intencionalidad. Su respuestas a la interpretación de una situación son poco competentes y más manipulativas y agresivas.

nacimientos de bajo peso (los hospitales no responden por disminución de fondos. por eso incluimos el análisis en este capítulo de los traumas tempranos y de la adolescencia y la violencia familiar. Si bien muchas de estas tragedias tienen origen en situaciones sociales o de la naturaleza con carácter masivo. Su desgarradora realidad está inscripta en esa larga consulta médica. y la presencia de etc. Los estudios indican que hay altos índices de victimización por la comunidad. debido a reducción de presupuestos). etc. tiñen la actitud relacional de esas personas. epidemia de problemas relacionadas con el cuidado médico. el ginecólogo. por reducción de planteles o impuestos e incremento en los costos. lo que físicos.IAEPD 21 | PERSONA Prof. que los sobrevivientes tienen. incluidos enfermos mentales (residuos de la “desmanicomialización”). también lo que fomenta aún más los sentimientos negativos. tragedias ligadas al de conflicto en la persona o entre las personas y terrorismo. pero que se dan en un marco más privado. heridas. afectadas por “heridas” psicológicas de distinta magnitud que se agrupan dentro de los llamados Trastornos por Estrés Post Traumático (TPEPT) (1) y Transformaciones de la Personalidad (TrP) (18). de un juicio justo a los responsables. accidentes de tránsito. discapacitadas. trauma y desastres: Herramientas teóricas y clinicas" Compiladores: Roberto Sivak y Jorge Libman. por no decir millones de personas muertas. ya víctimas directas o indirectas de la tragedia se vuelven victimarios. S. Estas tragedias dejan miles. tragedias proUCI. tragedias futbolísticas. intolerante y dividido. por la falta de ejercicio del control público y transformación de la misma. la violencia que afecta a las minorías.15). La complejidad del circuito enormes. Muchas víctimas o privado para evitarlo. derivados de la de violencia víctima o sobrevivientesituación traumática misma. Con enorme rapidez aparecen las consecuencias de las tragedias agudas y crónicas. sus consecuencias y el complejo víctima o sobreviviente-victimario-victimizador La enorme tragedia de Cromañon ha reavivado la preocupación por la tragedia y el trauma derivados de los desastres producidos por la naturaleza y los seres humanos La situación traumática. Todo esto resulta en la destrucción creciente del medio. Koldobsky Director de la Carrera de Especialista en Psiquiatría y Psicología Médica Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de La Plata Director del Instituto Argentino para el Estudio de la Personalidad y sus Desórdenes. desaprensivo ante la muerte y el consecuencias de desastres caracterizadas por otro. en la pre: tragedias políticas. el obstetra. víctimas de la violencia policial. tragedias en los medios de comunicación de masas. Si analizamos el continuo deterioro del medio ambiente físico y social en Inglaterra (“un país desarrollado”) vemos que está dado por la escalada de los “sin casa”. Los servicios de bomberos son incapaces de responder a las demandas. no solo del psiquiatra sino del historia de tragedias ocurridas en nuestro país desde siemgeneralista. La gran mayoría de estas tragedias tienen un final anunenorme cantidad de síntomas psicológicos y ciado de falta de responsabilidades y de responsables. que se acompañan de epidemia de crímenes. 2007. Néstor M. en áreas poblacionales sobrepobladas (5). epidemia de abuso de sustancias. el estudio de las situaciones traumáticas individuales nos ayuda a comprender los mecanismos de la acción y evolución de la tragedia en los individuos y en los grupos. sida. La victimización puede deberse a estilos de afrontamiento caracterizados por una alta desvinculación (evitativo) o interpersonal (enfocada emocionalmente) y por una per- Resumen . Dr. También se da un proceso activo donde un grupo de estructuras edilicias dispersas abandonadas son ilegalmente ocupadas y se consolidan como áreas de foco del vandalismo e incendiarios.IAEPD Vicepresidente de la ISSPD (International Society for Study of Personality Disorders) Capítulo incluido en el libro "Estrés. muchos de los cuales influyen en el sin duda alimenta la sensación de impunidad de los desarrollo de la personalidad o contribuyen a la “sufrientes”. victimario-victimización debe ser tenida en Las tragedias van en aumento en un mundo convulsionacuenta por los equipos que atienden las do. Editorial Akadia. su actitud ante la enfermedad. aguda o crónica está presente en forma sumamente frecuente en la (13. Las tragedias. sobrevivientes y quienes los rodean. tragedias sociales ambas. tuberculosis. como un factor ducidas por el estado y el poder político. tragedias en boliches bailables y en espectácucomo secuelas psicofísicas y conductales que los. y muchísimas de ellas silenciosamente o no tanto. en la emergentología.

destinadas a construir el manejo de la vergüenza (reconocimiento y desplazamiento de la misma) y los valores grupales (orgullo. La densidad de receptores de glucocorticoides (GR) en el plasma. En EEUU. física. del 26. desde 1996-2001 han ocurrido 54 desastres. el 20.2% reconoce que son malas. La violencia contra la mujer. es el índice de la densidad neuronal central de GR. cuidadores o allegados a la víctima. barrios habitados por personas de ingresos más bajos (Informe del Consejo de los Derechos de Niñas. Los GR . 17 años después 7% todavía reunía el criterio de TPEPT. Una muestra reciente de 12 casos. habitado por la clase media alta de la Ciudad de Buenos Aires. El abuso sexual es la modalidad que más aumentó. Como resultado del desastre de la represa de Buffalo Creek 2 años después. 2 años después de la bomba en la ciudad de Oklahoma.3% en los altos.4% de los encuestados responde que son regulares o malas y en cuanto a las relaciones con los profesores. La violencia física leve es del 29% en niveles económico-sociales de bajos recursos. Un estudio de más de 24. que permitirían reconocer diferentes tipos de escolares agredidos. como estilo de afrontamiento (21). No solo se afectan los chicos (y también los adultos) expuestos al desastre sino también los que estuvieron expuestos a la información televisiva. sufría síntomas de TPEPT. La violencia psicológica. 23. del 29% en los medios y del 25. en sectores de bajos ingresos es del 15. y así mejorar su abordaje (17). Es falso que el abuso sexual sea un problema de los pobres. Niños y Adolescentes de la Ciudad de Buenos Aires). en la última década. Los expertos señalan que ahora se conocen más casos porque mejoró la reacción de la sociedad (Diario Clarín Buenos Aires. en sectores medios. 1 millón quedó huérfano.5% en sectores medios y 16.7%. El sufrimiento humano excede a la reconstrucción y a los directamente afectados. 26/10/03). Hay tres teorías que sostienen la práctica de la justicia restitutiva en la respuestas de las víctimas al acoso escolar: la teoría de Scheff de la vergüenza no admitida. siendo con mayor frecuencia la pareja íntima el victimario. y solo tres en La Boca y Barracas. emocionales). el 37 % de los chicos era diagnosticado de probable TPEPT. 126 millones de chicos estaban realizando trabajos físicos duros(6). 20 millones fueron desplazados y 10 millones quedaron con graves injurias psicológicas. 43 relacionados con el clima. psicológica y económica está descontrolada en muchos países. experimentaron relaciones sexuales forzadas u otras formas de violencia sexual en el 2002. lo que predice un aumento significativo de la agresión. la concentración de cortisol urinario de 24 hs y la muestra del cortisol plasmático.IAEPD 22 | PERSONA cepción por parte de la víctima de un bajo sostén por los amigos. (Ciudad de Bs.). de distancia. el 6 % -7% de los habitantes ha sufrido conflictos armados y traumas. As. Más del 75% de esas mujeres señalaron a su pareja como el culpable. Ocho de cada diez abusadores son padres. Su funcionamiento se mide con el Test de supresión de dexametasona (TSD) y los mecanismos de feedback del Eje HPA. En el mundo. el 23.000 mujeres en 10 países mostró que la prevalencia de abuso físico o sexual por la pareja varía entre el 15% al 71%. medidos por radioligandos citosólicos. y en sectores altos. Cuando el estudio ahonda en el tipo de relaciones que establecen los niños/as traumatizados con sus compañeros de curso. sexual. Por lo menos una de cada tres mujeres experimenta violencia en algún estadio de su vida. 6 millones heridos o lisiados.8% en los altos. En la medida que la victimización comunitaria aumenta en frecuencia. Neurobiología del trauma El Eje Hipotálamo-hipofiso-suprarrenal (HPA) es el principal regulador central de las respuestas individuales a las situaciones de estrés(12). 16 % de los chicos que vivían a 150 kms. señala que nueve ocurrieron en el barrio de Palermo. especialmente entre aquellos que perciben bajo sostén de sus amigos y hacen un uso elevado de la desvinculación. La violencia física grave se presenta en un 31% en sectores bajos. Seis semanas después del terremoto de Taiwán el 22% de los adolescentes sufría TPEPT. los puntajes de agresión se vuelven más altos. la de Braithwaite de la reintegración de la vergüenza y la de Tyler de la justicia procedural. respeto.6%. 2 millones de chicos murieron en conflictos armados. En ocho años se triplicó la cantidad de denuncias por violencia contra niños. En el 2004. del 22%. Las estadísticas de violencia hacia los chicos es similar: 150 millones de niñas y 73 millones de varones menores de 18 años.

los que tienen efecto genómico (influencia genética). b. Las lesiones químicas y físicas de las vías que van al hipocampo previenen la up-regulación GR. Las alteraciones HPA no se asocian con el trauma sino con el desarrollo de un TPEPT(7). hipodesarrollo del cuerpo calloso. deficiente desarrollo y diferenciación del cerebro límbico. La modulación normal del HPA requiere vías 5HT íntegras. es un indicador de la disminución de la función serotoninérgica. La modificación de las técnicas de evaluación dio claridad a la actividad HPA en los T psiquiátricos inducidos por estrés. Habría 4 componentes mayores ligados a las bases neurobiológicas de esta relación: a. La comprensión del mantenimiento del modelo de disfunción relacional en la relación objetal (con los otros) se puede enriquecer a través de la atención del fenómeno neurobiológico. Se ven cambios marcados en la actividad hemisférica durante el recuerdo. También provee un control de feedback sobre la actividad HPA. Las medidas neurobiológicas se exploran con esos medios. down-regulación GR. Las bases biológicas del proceso alterado de alarma/disociación durante y después del trauma sexual impide el desarrollo del proceso de información de la escena. hay una mayor alteración en la vulnerabilidad a los estresores traumáticos. con síntomas sugestivos de epilepsia del lóbulo temporal (LT). muestra diferencias en los resultados. bajos niveles basales de cortisol plasmático y aumento de la densidad de GR en los linfocitos periféricos. disminución de la densidad de GR en los linfocitos. Los pacientes con trastornos de personalidad (TP) como los trastornos Borderline de la Personalidad (TBP) no alcanzan los resultados del TDM. para facilitar la disminución del proceso disociativo (4). disminución de la sensibilidad negativa del HPA. La up-regulación de GR en individuos expuestos a un abuso severo y con sintomatología TPEPT. Una vez que el desbalance ocurre. anomalías en el vermis cerebeloso: importante rol en el balance emocional y atencional.IAEPD 23 | PERSONA son necesarios para la traslocación de los esteroides dentro del núcleo. con alteración de la modulación y reactividad del eje HPA. el 40 % de los sujetos tiene supresión en el test de supresión de la dexametasona (el TSD es un instrumento sensible al incremento del feedback negativo o a la hipersupresión de cortisol). regula junto al sistema límbico la actividad eléctrica cerebral. la irritabilidad límbica. influye en su rol de modulación de la adaptación del Eje HPA o sus alteraciones. el niño ve restringido el desarrollo de los esquemas cognitivos destinados a manejar la intimidad interpersonal. c. La baja dexametasona y el análisis GR con otras medidas del eje HPA permiten comprender el rol del trauma en los TP. aumento del nivel de cortisol basal. están más relacionados con el TPEPT. Comprender la biología y el proceso de información alterado en la situación traumática. ayuda en el tratamiento. corteza cerebral e hipocampo (memoria): presentan déficit en la integración del cerebro izquierdo y el derecho. Las relaciones entre TP (en especial TBP) y TPEPT y la situación traumática La disminución de 5HT en los TP. la 5HT juega un rol permisivo. y subraya la necesidad de reducir el hiperalerta. Los TP tienen el nivel de cortisol más bajo con marcada sensibilidad al TSD. observar la responsabilidad personal. mínima inhibición de feedback y reducida respuesta al medio. En el TDM hay aumento de la excreción del cortisol urinario. Se alteran la habilidad de auto-regulación homeostática. Esto tiene como resultado la aparición de modelos secundarios de agresividad y evitación. En los TP con traumas crónicos y de la niñez. Hay relación con la función biológica en los sujetos más traumatizados: a mayor disminución de la función 5HT en individuos con TP agresivo impulsivo. debido a una alte- . El análisis cronobiológico muestra que el TPEPT comparado con el trastorno depresivo mayor (TDM) y controles normales. presenta aumento significativo de anormalidades EEG. d. el que permite discernir intención. La alteración de serotonina (5HT) está relacionada con la conducta impulsiva agresiva en TP. Los TPEPT presentaron disminución de la excreción del cortisol urinario. las que están relacionadas con abuso y TPEPT. el sentido de control de los acontecimientos y la confianza en los demás. El desarrollo se afecta por la exposición a las experiencias traumáticas crónicas.

Después de la tragedia puede haber una desactivación de los mecanismos de auto protección. religiones y nacionalidades. Las estructuras temáticas originadas en la relación vincular del padre y el niño se expresan en el tipo de relación establecido. en los pacientes que sufrieron abuso físico o sexual (10). Tales estados de hiperalerta y ansiedad pueden inhibir o desmejorar la función parental. y áreas involucradas en funciones ejecutivas (P. Ej. Hay diversos tipos de transferencias marcadas por la agresión. dificultad en la lectura de los indicadores sociales). posiblemente trata de evitar de esa manera la revictimización. de todas las razas. Ej. debiéndose estar alerta a estos ciclos de violencia (23). El niño internaliza una dinámica interrelacional que colorea sus representaciones del self y de los otros. Los problemas de modulación de afecto. La dinámica de la relación víctima-victimario es mantenida y generacionalmente transmitida por la complementación de procesos interpersonales. tienen todos los tamaños físicos. Ej. opiode). Ej incremento de los rangos de enfermedad física y conductas destructivas). Se incluyen aquellas del tronco cerebral y cerebro medio (P. son de todas las edades. y la patología individual se expresa relacionalmente. Ese abuso del pasado se asocia con el volverse victimizadores cuando adultos. lleva a que el mismo esté . mantienen la psicopatología y desarrollan el ciclo de interacción víctima-victimario. Estas alteraciones llevan al desmejoramiento de la auto-regulación (P. aquellas involucrados en la memoria (P. La historia de victimización de los padres se expresa a través de la relación dinámica de la lucha por ganar ventaja a través de la agresión y el control. con los otros niveles. hipervigilancia y desmejoramiento de percepciones como el aprendizaje del afecto y los logros). Ej. hipervigilancia. Ej. del funcionamiento social (P. La falta de una crianza apropiada y el abandono interfieren con el desarrollo vincular y en las iniciativas de autonomía. Un amplio número de usuarios de drogas endovenosas ha sido victimizado por sus familias o parejas sexuales. Efecto de la tragedia Los sobrevivientes de estas tragedias no tienen distinción de género. y su influencia en el desarrollo de una conducta agresiva. Ej. serotoninérgico. todas las personalidades. hipocampo). Ej. Las estructuras se alteran por repetida activación del sistema neuroendócrino (P. No se provee un medio protector. que están al servicio de la defensa del sobreviviente. del aprendizaje y la memoria (P. Este ciclo es mantenido por procesos complementarios interpersonales. Esto configura un ciclo de la violencia que debe mantener alerta a los niveles de atención primaria (23). y de la salud (P. noradrenérgico. corteza prefrontal). Eje hipotálamo-pituitaria-adrenal) a través de la utilización de ciertos sistemas de neurotransmisores (P. locus coeruleus y núcleo tegmental ventral). la falta de atención y las conductas agresivas intenta mantener poder y evitar los sentimientos de vulnerabilidad.IAEPD 24 | PERSONA ración del sistema neurobiológico y las estructuras cerebrales concomitantemente afectadas. El Abuso de drogas está relacionado con la victimización de miembros de la familia o parejas sexuales. el efecto del trauma severo y la patología psicosocial en la niñez temprana congénita. psicológicos y neurobiológicos (8). Ej. psicológicos y neurobiológicos y a la vez son transmitidos intergeneracionalemente (8). y carencia de armonía parental llevan a un incremento en la reactividad al estrés en el niño(9). todas las orientaciones sexuales. a través de lo oposicional. como el intenso odio derivado de la agresión y la identificación inconciente entre la víctima y el victimario. dificultades con la regulación del afecto y el control de impulsos). Esa desactivación de las emociones y de la conciencia de peligro. Las disfunciones relacionadas con situaciones abusivas se asocian recurrentemente en cada nivel. La vía endovenosa está relacionada con ser victimarios más adelante en la vida. La acción a largo plazo de tales alteraciones neurobiológicas puede llevar a alteraciones estructurales. dopaminérgico. esto es. y cuando se lo traumatiza. pertenecen a todas las clases sociales. Deben ser examinados la relación entre la disposición. lo que permite ver que una disfunción en las relaciones exacerba y mantiene la psicopatología individual. facilitando la identificación del niño con el otro hostil. GABAérgico.

situación de la que participan familiares y allegados. Dada la compulsión a repetir el trauma. violencia doméstica. clérigos o terapeutas). T. cuando se transforma en una situación traumática? Los afectados se encuentran sorprendidos. a sufrir la intensificación de la violencia gubernamental destinada a mantener el orden social. La violencia estructural deriva de las políticas económicas que intensifican las desigualdades. depresión. Los pacientes sometidos a estrés extremo muestran diferentes disturbios sintomáticos los que son complejos. tendencia a repetir actitudes impropias. . La supresión voluntaria de los pensamientos ligados al trauma se asocia con minimización. Estos complejos aspectos psicológicos de las víctimas afectan su vida personal. cambios de la visión del yo y de los otros. vulnerabilidad para repetir el daño (ser victimizados y/o volverse victimarios). del self y de la relación con el otro. ya sea el suicidio o la auto-mutilación. tiene comorbilidad con los T. alucinaciones y disociación de parte de la personalidad y la conciencia. TPEPT. y tristeza sostenida. etc. vulnerabilidad para enfrentar estrés futuro. alimento y seguridad lo que lleva a generaciones que están profundamente afectadas por la ruptura de servicios sociales y de salud. las personas victimizadas y o sufrientes se comprometen con situaciones sociales que presentan un contexto similar al que vivían cuando fueron traumatizados. ¿Qué despierta a nivel individual y masivo una tragedia. La gente que adhiere a esta reconstrucción conductal raramente tiene conciencia que está repitiendo experiencias. etc. de las defensas y de las operaciones de enfrentamiento. cambios en la visión de sí mismos y en la autoestima. temblores. la violencia por falta de casa. y relaciones interpersonales turbulentas. inmaduras o conflictivas. Dos veces más víctimas del incesto padre-hija participaron en pornografía. estados de trance. laboral y social. interrelacional. los rituales asociados con la adoración al diablo. El trauma afecta a las víctimas o sobrevivientes en cada nivel del funcionamiento: biológico. abuso de sustancias y patología del carácter. otras veces surge agresión hacia sí mismo. sensación de dificultad respiratoria. intensificación de la transferencia durante el tratamiento. con aumento del sentido de anticipación. Dos veces más mujeres con historia de incesto informan de violencia física en sus matrimonios (27%). Si profundizamos. Las comunidades fracturadas son sitios de acumulación de problemas mentales y sociales: violencia civil. el abuso a la pareja. (20). difusos y persistentes. negación. vemos la presencia de disturbios corporales o por somatización: insomnio. Muchas veces “los expuestos al abuso ven a los sujetos humanos como halcones”. sentido persistente de rabia. más del doble informan de avances sexuales no queridos con figuras con autoridad no familiares (maestros. y surge un grupo de emociones tales como ausencia de sentimientos. La tortura es enfocada primariamente como un instrumento de la represión gubernamental. Un problema de significación es que esta enorme cantidad de personas que han sido traumatizadas por las tragedias se transforman en víctimas o sobrevivientes. en muchos casos determinando serias discapacidades en diferentes niveles o en la totalidad de los niveles de funcionamiento. que se expresan como auto-anestesia o auto-hipnosis y reacciones del “todo o nada”. sin embargo la tortura puede ser equiparada a otras situaciones traumáticas como el abuso infantil. las instituciones y las reparaciones económicas por el daño sufrido. T. disociativos. social y espiritual. y el uso de defensas psicológicas primitivas. Si se lo conceptualiza como un diagnóstico psiquiátrico. del humor. y abuso de sustancias. impulsividad sostenida. disociación de conciencia. náuseas. La vulnerabilidad para la retraumatización se mantiene debido a la interferencia en la calidad del manejo de la situación traumática. Son individuos vulnerables a ser victimizados nuevamente. psicológico. de ansiedad. reacciones de sorpresa y agitación. la fractura de la coherencia cognitivo-conductal. se manejan con una negación masiva. Hay un pobre control de los estados afectivos. Los invaden estados delusionales agudos y/o cronificados relacionados con los demás. las víctimas de violación tienen mucha probabilidad de que se repitan esas experiencias.IAEPD 25 | PERSONA carente de herramientas cruciales necesarias para las relaciones como adulto. Todo deriva en TRAUMA y TPEPT (11). suicidio. Estos trastornos se caracterizan por cambios caracterológicos en la personalidad. La identificación con el agresor o síndrome de Estocolmo es un fenómeno muy interesante y de relativa frecuencia. del sentido positivo del self.

y conducta violenta. miedo que está en el centro de muchos actos abusivos (24). sobrevivir. se vuelve dependiente del victimario o de la situación para lograr supervivir. ya no puede relacionarse como lo hacía antes. Si las tragedias se dan en personas con otros trastornos neuropsiquiátricos (baja inteligencia. Cuando alcanza la libertad o pone distancia de la victimización. y el profundo sentimiento de injusticia. Los cambios patológicos de identidad se traducen en alteraciones de la imagen corporal. Algunas de estas personas se vuelven abusivas psicológicamente. víctimas y adolescentes no involucrados. esto se constituye en un riesgo para crímenes violentos.. En un estudio sobre los factores de riesgo psicosocial que diferenciaban a las víctimas directas e indirectas de los abusadores. cuando grandes atormenten. el controlar. se piensa en escapar. frustración. sexualmente. también tuvieron puntaje alto para celos. e intimidar. se vuelve pasivo o desesperanzado. que no se puede concretar debido a que está asociada a una percepción de no efectividad del self para producir cambios en su propia vida (22). que se manifiestan como una consolidación de las tendencias abusivas hacia los otros. El mundo abusivo lleva a una alteración de las relaciones de cuidado.IAEPD 26 | PERSONA Vemos con demasiada frecuencia que personas que han sufrido traumas tempranos (violaciones. castigos corporales y psicológicos). trauma cerebral o psicosis). que los abusadores indirectos y participantes no involucrados. hay limitación de la iniciativa y la planificación. la búsqueda de compensación. víctimas de abusadores) reportaron un mayor nivel de creencias normativas que legitimizan la conducta antisocial y menor cuidado parental (hombres solamente) que las víctimas indirectas y participantes no involucrados. ira. estableciendo entonces vínculos de tipo “todo o nada”. restableciendo así el estadio de actos abusivos en sus relaciones. los adolescentes involucrados en intimidación/abuso indirectos (abusadores. con una necesidad de restitución. o una fragmentación del yo que deriva muchas veces en el desarrollo de una personalidad múltiple. de la imagen de los demás. se mantiene la sensación de la presencia del victimario y ante los demás se muestra vacío. lo que se asoció con estilos de relación inseguros. la sumisión y la rebeldía. El clima de dominación desarrolla vínculos patológicos: la “VICTIMIZACIÓN”. las que se combinan con factores sociales y medioambientales. reforzado frecuentemente por amenazas de muerte y violencia. evitativos–ambivalentes. el sostén emocional. lo que incluye la satisfacción de las necesidades básicas. uso caprichoso de pequeñas reglas. considerándose al celo como el terror al abandono. Las secuelas caracterológicas se observan en diferentes aspectos: de víctima se transforma en victimario adoptando las conductas de este último. El síndrome del victimario incluye un sentido profundo de deprivación y pérdida. se instituye en un modelo de control totalitario. La persistencia de una tendencia a la victimización determina cambios caracterológicos persistentes. componente importante de un conflicto destructivo. aislamiento. castiguen a sus hijos o a sus allegados en la sociedad. emocionalmente y físicamente con sus parejas debido a vulnerabilidades psicológicas personales. intermitencia en la recompensa. Investigaciones acerca de hombres golpeadores identifican los caminos en los cuales la socialización se combina con influencias psicológicas para crear una personalidad abusiva. Los sentimientos negativos como la rabia. Solo las creencias normativas que legitimizan la conducta antisocial distinguen a las víctimas directas de abusadores y abusadores de las víctimas y adolescentes no involucrados (16). de los valores e ideales. se encuentran en la base de la . Los brutalizados tienen muchas veces relaciones muy estrechas con sus torturadores. las víctimas y víctimas indirectas de abusadores mostraron similitud en cuanto a la presencia de mayores problemas de internalización y de relación con los pares. confuso. Más aún. Los factores que contribuyen son un sentido de impotencia en la niñez temprana y la experiencia de haber sido golpeado y avergonzado. Los hombres que tuvieron un alto puntaje para un vínculo temeroso. Uno de los aspectos de suma importancia cuando se abordan víctimas o sobrevivientes es la prevención de un fenómeno por demás frecuente en estas situaciones. con falta de valor. reserva y traición como formas de destruir relaciones competentes. hay pérdida del sentido del yo. sostenerse. que la víctima se vuelva “victimario”. Como víctima. El victimario es un tipo particular de personalidad. aislar.

mientras se mantiene conciencia en el H. Burgess AW. Las intervenciones tempranas 1.IV Diagnostic and Statistical manual of Mental Disorders. Izquierdo 13. de amor y odio y victimizadoras. Grabe HJ. Psicoterapia cognitivo-conductal 8.3. Kessler C.14. Utilizar facilitadores de la integración interhemisférica 6. Que con el avance en el desarrollo del cerebro se pueden detectar los signos tempranos de anormalidades mediadas por el estrés 5. Uso de anticomiciales 2. Bezirganian S. J Psychosoc Nurs Ment Health Serv 1991. intentan imponer simplicidad y orden en el proceso terapéutico. familial experience. pero no se habla con la misma frecuencia de las madres borderline y las secuelas de sus conductas disociadas. la ira y la venganza extienden el objeto de sus intereses reparativos a culpables y no culpables (¿victimización social?). Derecho. 45(8):965-972 3. 1999 2. Nuevas ideas para el tratamiento Tener en cuenta 1. sumergidos en el odio. Ejecución de instrumentos musicales (integración hemisférica) 7. Uso de neurolépticos atípicos 4. Dado que el costo social es enorme 3. Se habla mucho de un problema actual social de magnitud. Es entonces que buscan justicia por sus propias manos. Snyder W. DSM . más si esta es lenta o ineficiente. Psicoterapia dinámica 12. Manejar las percepciones auto-desvalorizantes 10. que es receptivo a tratamientos y permite 1. Uso de inhibidores de la recaptación de serotonina 3. King LA: Drawing a connection from victim to victimizer. Brook JS: The impact of mother-child interaction on the development of borderline personality disorder. Hartman CR. encuentran un cerebro más maleable. Cohen P. El trauma es un ingrediente esencial en la formación de individuos violentos Los predispone a ataques de agresión irritable (irritabilidad límbica) 4. J Am Acad Child Adolesc Psychiatry 2006. la victimización de la mujer o la familia. actúa sobre los flashbacks y la memoria intrusiva Se dan tres estadios para el tratamiento: Estadio I: establecimiento de la protección Estadio II: actuar sobre la memoria y permitir el duelo evitar que la víctima se vuelva un victimario Estadio III: reconexión con la vida ordinaria Estos estadios son una ficción conveniente. Capacitar la integración de las emociones del H. Manejar la ilogicidad 9. Washington.IAEPD 27 | PERSONA díada víctima/victimario. manipulativas. Barnow S. Freyberger HJ: Individual characteristics. Fortalecer el hemisferio izquierdo para controlar las emociones e impulsos (H. Estos intentos los hemos visto con frecuencia en la conducta de víctimas o sobrevivientes y familiares de víctimas de la tragedia de Cromañón. Las víctimas-victimarios no aceptan los pasos habituales de la justicia. La necesidad de prevención 2. Am J Psychiatry 1993. and psychopathology in children of mothers with borderline personality disorder. no para ser tomados literalmente. 150(12):1836-1842 4. Clover CL.19). Grant CA. Derecho) 11. Abordar el Kindlin (encendido cerebral) 5. Desensibilización y reproceso por movimientos oculares (EMDR). . en el desarrollo de sus hijos (2. Spitzer C. Bibliografia 1.

Koldbosky NMS: Trastorno Borderline de la Personalidad. #4. defensive. 146(11):1498-1499 20. and Useful Resources. Buenos Aires. 23(1):20-33 14.Un Desafío Clínico. Koldobsky NMS: Trauma y Desórdenes de la Personalidad. COID JERE: Epidemiology. 21. vol. Wexler DB: The broken mirror. 368(Issue 9545):1393 7. Lancet 6 A. Vol. trauma. Bierer LM. Morrison B. YLC.D. and hatred in the treatment of borderline patients. Theory. Shumate HW. Twemlow SW: Traumatic object relations configurations seen in victim/victimizer relationships. 182(44):3s-10 6. 2005 13. Paris J. Madrid. 2002. Golier JA. Levin A: More Self-Reliance Urged In Disaster Planning. Psychiatr News 2006. Schmeidler J.IAEPD 28 | PERSONA 29(12):9-14 5. Psychiatr Clin North Am 1994. 160(11):2018-2024 8. Bull Menninger Clin 2004. A self psychological treatment perspective for relationship violence. public health and the problem of personality disorder. Yehuda R. Kernberg OF: Aggression. J Psychother Pract Res 1999. 41(13):6-7 16. Hudson-Crain R: Victim-victimizer relational dynamics as maintained by representational. and hatred in the treatment of borderline patients. Silverman SM: The victimizer: recognition and character. J Interpers Violence 2006. 2000 15. Aronson. 17(4):701-714 10. 56(11): 12.. Am J Psychiatry 1989. 17(4):701-714 11. 1992 19. Aggressive Behavior 2006. Lawson CA: Understanding the Borderline Mother. Frank H: Perceptions of parental bonding in borderline patients. Marini ZA. Hurley JD. 23(4):563-580 24. 32(6):551-569 17.CURA: Direct and indirect bully-victims: differential psychosocial risk factors associated with adolescents involved in bullying and victimization. FORMA S. OMS: CIE 10. 62(2):209-215 18. 68(3):197-212 9. J Am Acad Psychoanal 1995. Siever LJ: The relationship of borderline personality disorder to posttraumatic stress disorder and traumatic events. Professional Psychology: Research and Practice. Bosacki S. The British Journal of Psychiatry 2003. Scarpa A. Silverman JM. Editorial: Tackling violence against women and children. Holigrocki RJ. Kernberg OF: Aggression. Kleinman A: Arch Gen Psychiatry 1999. Persona 2002.A. and neurobiological functioning. Mitropoulou V. Am J Psychiatry 2003. trauma. Ahmed E: Restorative Justice and Civil Society: Emerging Practice.. New AS. Pope Keal: Responding to Victims of Torture Clinical Issues. Am J Psychother 1975. Psychiatr Clin North Am 1994. and Evidence .269-276. 22. Dane AV. Journal of Social Issues 2006. 21(1):5-23 22. Trastornos mentales y del comportamiento. Professional Responsibilities. Editorial Polemos. 8(2):129-141 . Haden SC: Lifetime prevalence and socioemotional effects of hearing about community violence. 29(1):14-25 23.

Mendes Filho Médico especialista em psiquiatria (ABP). psiquiatria forense.med. o tratamento e o prognóstico dos TEP. de modo geral. “marca” ou “qualidade inerente”. também “caráter” foi designação do conjunto de tendências afetivo-volitivas. Para alguns. “insanidade moral”. (Lewis & Wessely. Descritores: personalidade. uma vez que essa codificação internacional é a referência para as perícias oficiais. “personalidade” denota o conjunto de disposições da ordem dos impulsos e sentimentos. O primeiro tópico discute a definição dos TEP. e que significa “cunho”. O próprio conceito de “personalidade” abre-se a controvérsias. Não obstante. Com efeito. em linguagem leiga. há autores que defendem acepção definida para “psicopatia”. apesar de sua importância. especialmente quanto às conseqüências médico-legais. O terceiro destaca os TEP que assumem relevo para a Psiquiatria Forense. através do latim. Mestre em psicologia clínica. esses transtornos se apresentam como desvios graves do comportamento que não se acompanham de delírios. P. Keywords: Personality. Na tradição psiquiátrica de língua inglesa. SP. emphasizing the distinguishing assessment skill in the Penal Imputability Exam. inacessível à redução científica.br/editorial. Acesso em Dezembro de 2003. DEFINIÇÃO O problema dos “transtornos específicos da personalidade (TEP) está longe de ter alcançado esclarecimento satisfatório em Psiquiatria.. The fifth topic examines practical aspects of the report evaluation and.B. psychopathy. ao “estilo” ou modo de ser peculiar. especialmente no domínio forense”. alucinações ou desordens significativas da Abstract The author analyses personality disorders (PD) and its interest for Forensic Psychiatry. mas em Psiquiatria. R. em todos os campos dedicados à investigação do comportamento humano. Franco da Rocha. Disponível em http://www. The fourth topic is concentrated in the forensic implications of PD. 8 Dezembro de 2003. PSYCHIATRY ON LINE BRAZIL V.. finalmente o último considera. The third topic detaches the PD importance for Forensic Psychiatry. Perito credenciado do Instituto de Medicina Social e Criminologia (IMESC). considerou-se que esse termo estava carregado de ressonância moral e que era conveniente preferir “personalidade”. o conjunto desses transtornos recebeu os rótulos de “mania sem delírio”.htm. H. especially about the legal consequences. segundo critérios próprios de operacionalização. finally the last one considers. enfatizando a semiologia diferencial na perícia. entretanto. in a general way. “personalidade psicopática” ou “psicopatia”. O segundo apresenta as hipóteses etiopatogenéticas principais dessa categoria de transtornos. O quarto tópico concentrase nas implicações forenses das perturbações da personalidade. à individualidade concreta. o termo “psicopatia” é confundido com “psicose” e tomado como sinônimo de doença mental. once this international codification is the reference for the juridical reports. Os autores mantiveram a terminologia e os critérios da CID10. SP Hilda C. O quinto tópico examina aspectos práticos da avaliação pericial e. 1996) De modo geral. transtornos específicos da personalidade. Ruy B. Morana. (Hare. the treatment and the prognostic of the PD. Perita do Instituto de Medicina Social e Criminologia (IMESC).polbr. . toda generalização de características ou inferências sobre o modo de ser individual apresenta um halo de imprecisão ou indeterminação. é difícil encontrar acepção precisa e acordo quanto ao seu significado. a palavra remete à singularidade pessoal. The second presents the ethos pathogenic hypotheses of this category of disorders. correspondendo ao termo “caráter”. Na história da Psiquiatria. The authors had kept the terminology and the criteria of the ICD-10. The first topic refers to the PD definition. “inferioridade psicopática”. 1997) Até hoje. Transtornos específicos da personalidade: semiologia em psiquiatria forense Transtornos específicos da personalidade: semiologia em psiquiatria forense Resumo Os autores discorrem sobre os transtornos específicos da personalidade (TEP) e seu interesse para a psiquiatria forense. Mestra em psicologia clínica. De fato. derivado do grego. simplesmente. Coordenador da residência em psiquiatria do Departamento Psiquiátrico II (Hospital de Juqueri) da Secretaria de Estado da Saúde. Personality disorders.Transtornos específicos da personalidade: semiologia em psiquiatria forense. Forensic Psychiatry. Morana Médica especialista em psiquiatria forense e psiquiatria (ABP). Médica Comissionada e Doutoranda do Instituto de Psiquiatria do Hospital das Clínicas e da Faculdade de Medicina da Universidade de São Paulo.IAEPD 29 | PERSONA Articulo originalmente publicado en: Mendes Filho. psicopatia. Primeira Secretária do Departamento de Psiquiatria Legal e Ética da Associação Brasileira de Psiquiatria. Sendo manifestação idiográfica. SP.

porém traduzem aspectos da personalidade inteiramente diversos. possivelmente genético. em sentido estrito. Essa característica envolve hostilidade e juízo de valor muito subjetivo. correspondem a integração deficitária dos impulsos afetivos e volitivos. 1995). Gunderson. segundo a avaliação de risco potencial. com elevada impulsividade ou descontrole dos impulsos. sejam avaliar a capacitação ou a imputabilidade penal. o simples achado dessas ocorrências não implica necessariamente TEP no futuro. ASPECTOS ETIOLÓGICOS E PATOGENÉTICOS Para alguns autores. (FREEMAN.(STONE. A epidemiologia revela também comorbidade entre TEP e outros transtornos mentais. em última instância. com elevado risco de conduta delituosa. (Derksen. mas não se envolvem necessariamente com a Justiça. incapacidade de sentir culpa ou remorso e freqüente incursão criminal. em determinadas variantes de TEP. relacionado à predisposição e. Por exemplo. e pode ser exemplificado através do problema da distinção entre os TEP esquizóide e anti-social. o exame pericial não se restringe à avaliação momentânea e superficial da conduta. para alguns TEP. TEP EM PSIQUIATRIA FORENSE Os TEP revestem-se de importância desigual para a Psiquiatria Forense. Assim. Distanciamento afetivo e insensibilidade emocional aparente são comuns a ambos os distúrbios. admite-se sobreposição de tipos de TEP. se o sujeito praticou homicídio em circunstâncias fortuitas. durante a perícia. Há pesquisas indicando que. fatores agravantes ou atenuantes no decurso de toda a existência. O diagnóstico diferencial é sempre relevante. A sensibilidade paranóide se confunde com características dos TEP histriônico e borderline. São necessárias informações de outras fontes e freqüentemente provas psicológicas complementares. freqüentemente. assim como à narrativa do próprio sujeito. Constata-se comorbidade patogênica com os transtornos do humor em borderlines. Certas pessoas com TEP evidenciam atritos freqüentes no relacionamento pessoal. 2. sendo comum o nexo causal com crimes passionais e conduta litigante. 1997) É importante assinalar primeiro o transtorno mais significativo. Bolton. e preenche os critérios para os transtornos esquizóide e anti-social. pois a esquizoidia não se relaciona com o risco mais elevado de conduta violenta ou delituosa. Grounds. com ou sem dependência (Akiskal. Os TEP não são doenças. empatia deficitária e desconsideração pelos sentimentos alheios. em perícia forense. no histrio- . 1995. (WESTEN. histriônicos e anancásticos. Os traços paranóides e a “esquizotipia” também interessam à Psiquiatria Forense: a excentricidade e a desconfiança paranóide agravam-se quando se acompanham de fanatismo. 3. é comum a certas variedades de TEP. no curso de suas vidas. 1997). 1999) Entretanto. É nestes. 1993) Segundo os critérios diagnósticos atuais. cível ou criminal. com violência e premeditação. certamente. No TEP anti-social a aparência esquizóide acoberta hostilidade e impulsividade que não se manifestam. Observe-se que nem todos os TEP incluídos na classificação vigente correspondem ao comportamento descrito. hostilidade ou crueldade retaliadora. 1996) O comportamento anormal persistente e refratário às influências posteriores. Igualmente. os TEP devem-se a abuso sexual ou violência de parte dos adultos que cuidam dessas pessoas nos primeiros anos de vida. o risco de infração é mais elevado. impulsividade e labilidade do humor e certos tipos de TEP. o TEP anti-social deve ser codificado em primeiro lugar. mas anomalias do desenvolvimento psicológico que. mas as pessoas com TEP podem também apresentar processos psicóticos. Similar à comorbidade prognóstica é a maior tendência à criminalidade ou à violência e suicídio. Dowson. que se concentra o interesse da Psiquiatria Forense. segundo os objetivos da perícia.IAEPD 30 | PERSONA organização mental e do pensamento.(PARIS. Há aspectos constitucionais e de agregação familiar. O aspecto comum aos transtornos específicos da personalidade que se reúnem sob o rótulo “paranóide” é a tendência à desconfiança mais ou menos generalizada. e com o abuso de substâncias psicoativas. 1995. Entretanto. existe comorbidade diagnóstica entre os traços de irritabilidade.

Esse traço de insensibilidade afetiva foi também entendido como senso ético deficitário. E também essa variedade aproxima-se da acepção original da “insanidade moral” de Prichard. deu-se preferência ao uso adjetivado do termo. irritabilidade e violência. durante tempo . especialmente na esfera do relacionamento íntimo e da identidade psico-sexual. na denominação de Schneider. como se sabe.) A impulsividade é elemento comum a diversos transtornos específicos da personalidade. flagrante irresponsabilidade e descaso para com as normas sociais. essencialmente. Na CID-10. Não se confunde com a entidade clínica anteriormente conhecida pelo termo “histeria”. Contudo. assalto. baixo limiar de tolerância a frustrações. o TEP histriônico assume relevo para a Psiquiatria Forense em decorrência de sua associação freqüente com o transtorno “factício”. de capacidades e feitos extraordinários. (Markovitz. estelionato e chantagem. que envolve riscos proeminentes de uso equivocado e indevido desse rótulo diagnóstico. Nesse caso. Assim. Wessely. encontra-se a variedade atímica. (Sole-Sagarra & Leonhard. Entre os transtornos impulsivos propriamente ditos há gradações. mas plausível. (Derelowitz . delitos de furto. Para muitos autores. impulsivo e apresenta. essas características não são exclusividade dos “anti-sociais”. desde Schneider. prostituição. O diferencial é possível pela constatação de que a conduta alterada traduz esforço desesperado da pessoa com o transtorno para assegurar ou confirmar o afeto de outrem. paranóide. com a “pseudologia fantástica” da tradição germânica (ou “mitomania” da Psiquiatria Francesa). acompanhando-se com freqüência de limiar muito baixo de tolerância às frustrações. que se caracteriza pela inconsistência nos empreendimentos profissionais e no envolvimento interpessoal. Em geral. a incursão criminal costuma ser decorrência do uso compulsivo de drogas. a mitomania é confundida com o delírio. com significado claro. ausência de culpa ou remorso e inclinação a acusar os outros ou a justificar de modo superficial. Tarnopolsky. Porém. é necessário rever esse aspecto. de ascendência familiar excepcional. é a insensibilidade aos demais e a ausência de remorso ou culpa que representam a “marca registrada” dessa variedade de TEP. as reações são intensas. a ficção mitômana é similar ao delírio. De fato. que ocorre como traço sem morbidade. impulsiva e até mesmo histriônica. com teor muito variável – atribuição. Transtorno “histriônico” é a denominação recente para o que antes se reconhecia como personalidade “histérica”. (Sole-Sagarra & Leonhard. Já nos TEP borderlines. Também se correlaciona à dependência de substâncias psicoativas. (WHO. ira ou reações explosivas. Essas fabulações são mantidas. é precoce a sua associação com a conduta delituosa e costuma ser precedida de distúrbio de conduta na infância e adolescência. radica na preocupação com as conseqüências dos próprios atos sobre si mesmo e os demais. o transtorno anti-social corresponde ao psicopata clássico. 1993. correspondente ao clássico “perverso” de Dupré (Bercherie 1989) ou ao “caracteropata” de Kleist. Nos TEP. 1997) A perversão do caráter pode revestir-se de aparência esquizóide. 1995) Não obstante. Freqüentemente. 1953) A ética. em acréscimo. Além do desequilíbrio emocional aparente e da baixa tolerância às frustrações. nos quais a explosividade é menos freqüente e está relacionada a circunstâncias bem determinadas. apesar de dramática. A explosividade provoca liberação instantânea de reações violentas. O TEP borderline é. que se refere a perturbações emocionais dissociativas e conversivas. acarreta atos irrefletidos e descontrole da conduta. a repercussão emocional é inconsistente. pela relevância forense. Há também transtornos impulsivos parciais. o comportamento anormal. 1943) De acordo com os critérios atuais. pois envolve concepções de grandeza. para se evitar o viés sócio-cultural.IAEPD 31 | PERSONA nismo. dinâmica afetivo-emocional imatura e conflitiva. a si mesmo. instabilidade nos relacionamentos. 1992) De fato.personalidade psicopática. A instabilidade é fator importante em determinadas carreiras infratoras: Delinqüência ligada a tráfico de drogas. 1953). de irritabilidade. o TEP anti-social caracteriza-se pela insensibilidade aos sentimentos alheios. (Lewis. (Schneider. Entre os impulsivos encontra-se a variedade instável. atribuíveis à intensa necessidade de apreço.estendido a todas as variantes anômalas da personalidade. A tendência explosiva merece destaque. Entre os TEP anti-sociais. descontroladas e assumem feitio persecutório e dramático. é também característica temperamental freqüente. os critérios diagnósticos incluem a conduta delinqüente e a desadaptação social aparente.

Os delitos cometidos por pessoas com TEP. em pesquisas. do ponto de vista médico-legal. como alucinações ou outros sintomas mentais. Os demais transtornos específicos da personalidade oferecem interesse secundário para a Psiquiatria Forense. esse transtorno já foi denominado “puerilismo”. deliberação consciente e conduta sistemática) devem ser. idéias prevalentes e descontrole impulsivo somente quando os fatos criminais se devem. também é possível ocorrer fabulação mitômana. para o próprio sujeito. e podem se acompanhar de conduta delituosa. Entre dependentes de substâncias. A semi-imputabilidade aplica-se a impulsos mórbidos. É difícil. Prostituição e delitos menores também se encontram relacionados com esses transtornos. e como essas pessoas são excitáveis. como o anti-social. intencionais e conscientes. Só as inconsistências. a comprometimento parcial do entendimento e da auto-determinação. narcisistas (14%) e antisociais (10%). O mitômano sustenta suas alegações com suficiente plausibilidade. 2000) Existe amplo consenso quanto à refratariedade dos TEP. Em caso de suspeita de transtornos mais graves. Demonstrou-se que agressões impulsivas são encontradas em indivíduos paranóides (20%). decorre da Legislação atual. do ponto de vista médicolegal. Com outro teor. mas logo se revestem de convicção de realidade. no período infantil ou na adolescência. mas possui características peculiares. também se encontram astênicos ou abúlicos. escolha de ocasião propícia para os atos ilícitos. com iniciativa muito deficitária e que são propensos à adição. obsessivo. É importante assinalar que essa conclusão é relativa. dependendo da avaliação do nexo causal entre delito e perturbação. pois a mitomania é refratária a tratamento medicamentoso. No TEP histriônico há também queixas psiquiátricas. Na perversidade do caráter. envolve acusações graves contra terceiros. Entretanto. Nem sempre há retardo intelectual evidente. deve-se inicialmente optar pelo diagnóstico de transtorno de conduta. a principal dificuldade da perícia. Esta decisão é acertada. tanto para a verificação da procedência dos fatos denunciados. as implicações terapêuticas são relevantes. a implicação jurídica principal advém do dano que essas ficções patológicas acarretam a outras pessoas. Tem recebido menor atenção. Incluído em F60. distinguir entre as concepções da mitomania e os delírios psicóticos. Por convenção. Essas queixas acontecem em transtornos factícios. Em outros países. (Cocarro. com sérias conseqüências para a pessoa acusada. um transtorno que se aproxima da deficiência mental. este passo é fundamental. As concepções podem ser. Em ambos os casos. com intenção difamatória ou claramente malévola. inseguras ou dependentes apresentam alto risco para os transtornos relacionados com substâncias psicoativas. o perito pode realizar entrevistas em série e observação indireta do comportamento. em ambiente apropriado. não se recomenda esse diagnóstico até a idade de responsabilidade legal. levam à conclusão de que se trata de mitomania. Os distúrbios do comportamento e a atividade delituosa se devem à intensa imaturidade afetivo-emocional. em razão de sugestionabilidade mórbida. como o exercício ilegal de certas profissões e prática fraudulenta. (Taborda. Cardoso. Em dúvida. 1997) Personalidades ansiosas. Igualmente.compulsivos (21%). que transparecem à medida que se desenrola a ação judicial. borderline (23%).8. 4. consideradas imputáveis. na qual o mitômano se apresenta como vítima. a ponto de convencer a Autoridade Judiciária ou Policial. É comum a queixa de abuso sexual ou violência. Morana. quanto para a avaliação da imputabilidade penal. que preceitua semi-imputabilidade. de início.IAEPD 32 | PERSONA variável. também com a dinâmica de intensa necessidade de apreço ou atenção. também recebem o diagnóstico de “transtorno bipolar”.. pois não se pode afirmar imutabilidade da dinâmica pessoal até que . Em histriônicos. de modo inequívoco. para esses casos. nos quais se verifica pleno entendimento do caráter ilícito dos atos e conduta orientada por esse entendimento (premeditação. sem exame criterioso e perícia semiológica. ressentimento ou rancor contra terceiros nutrem as fantasias patológicas. com relação aos TEP. em geral inocente. personalidade imatura. IMPLICAÇÕES FORENSES DOS TEP Na esfera criminal. a semi-imputabilidade simplesmente não é considerada.

É importante assinalar que pessoas leigas. prostituição e envolvimento delinqüente passivo. transcritas literalmente. É assim que homicídios brutais. abusos sexuais ou infrações diversas costumam induzir a certas conclusões diagnósticas intuitivas e muito precoces. Os fatos devem ser examinados em seu contexto e as descrições do comportamento. Os crimes cometidos pelas pessoas com transtornos específicos da personalidade costumam ser categorizados a priori.51 para os TEP ). os “epileptóides” (impulsivos) atos violentos. de modo que o indivíduo se revele com maior espontaneidade. paranóide e esquizotípico. (López-Ibor 1993) A avaliação dos TEP pode ser mais proveitosa quando se leva em conta os seguintes critérios : Certas manifestações de conduta difíceis de explicar ou discordantes dos critérios diagnóstico de outros transtornos mentais podem ser o resultado de TEP. Em transtornos paranóides da personalidade. em ambos os transtornos da personalidade. A atitude defensiva ou evasiva. A avaliação da inteligência é indispensável para a caracterização da imputabilidade. observa-se transição quase imperceptível para o fanatismo.IAEPD 33 | PERSONA se verifique o amadurecimento psicológico. através de chantagem. Desconfiança. há outras infrações também relacionadas a aspectos da personalidade. Desde há muito tempo. interpretações equivocadas. como os histriônicos. que se submeteram a intervenções cirúrgicas ou tratamentos diversos. ressentimento. violência e sevícia também chegam à esfera jurídica. Essa correlação deveria servir à semiologia diferencial e não a conclusões precipitadas. West. (Elander. em geral familiares ou conhecidos do periciando. ciúme. AVALIAÇÃO PERICIAL Os distúrbios de comportamento de indivíduos com transtornos específicos da personalidade podem ser evidenciados com objetividade sempre que o perito possuir informações precisas sobre a história de vida. Uma dificuldade adicional da perícia decorre do fato de que as pessoas submetidas a regime de detenção ou prisão apresentam condutas induzidas pela própria situação institucional. A perturbação paranóide envolve crimes compreensíveis sob a óptica do desagravo. se comparada a outros transtornos (Em geral. da litigância ou da reivindicação. intimidação ou comportamento sedutor são comuns em portadores de transtornos graves da personalidade. infrações menores especialmente relacionadas a vadiagem. Esses dados devem servir como orientação genérica e os fatos precisam ser avaliados com isenção. pois não há relação inequívoca entre tipo de crime e de personalidade.1951) Manipulação. o índice Kappa é maior do que 0. pois até mesmo pessoas com TEP podem apresentar reivindicações justas e demandas legítimas. preterição. há nexos compreensíveis entre os delitos e as paixões dominantes.70 para outros diagnósticos da CID-10. salienta-se que os histriônicos cometem mais freqüentemente fraudes. Verificou-se que a imprudência e as infrações de trânsito estão significativamente relacionadas com o desvio moderado de conduta. freqüentemente demandam causas de indenização ou de avaliação de erro médico. . é útil proceder a uma série de entrevistas abertas. tendem a interpretar sua conduta como “esquisitice”. com a média de 0. exigindo cautela nas conclusões periciais. a reticência. (Sole-Sagarra & Leonhard. Todos esses dados não permitem correlação unívoca. French. Isto representa um erro. A conclusão da perícia depende do grau de deficiência mental encontrado. Pessoas com determinados transtornos específicos da personalidade. sem interpretações do perito. 1993) 5. da vingança. “criancice” ou comportamento original e “caprichoso”. A deficiência mental pode associar-se a distúrbios da conduta que se assemelham aos TEP. A confiabilidade do diagnóstico de TEP é baixa. Comumente. os abúlicos e astênicos. Diante dessa possibilidade. É similar o teor dos delitos relacionados ao TEP esquizotípico. sentimentos exaltados de missão ou destinação social costumam motivar os atos ilícitos das pessoas paranóides. a negativa e a mentira consciente são fatores que complicam a avaliação pericial. ansiosos e anancásticos. Para a perícia cível. Prodigalidade. traduzindo desconsideração de regras e valores sociais. freqüentemente essas pessoas são extravagantes e apresentam idéias incomuns ou excêntricas.

Por exemplo. Informações sobre as características das pessoas que conviveram com o periciando são indispensáveis (rigidez. pois o modo peculiar de ser exterioriza-se em dimensão social. A narrativa da história individual. A personalidade se evidencia através do estilo de existência. Provas psicológicas serão indispensáveis para elucidar aspectos controvertidos e. em linguagem leiga. De fato. nunca é suficiente investigar só os dados da queixa ou denúncia principal. mas há dados teóricos e empíricos suficientes para conclusões seguras e confiáveis. sempre que este se encontre em ambiente controlado. a adaptação à disciplina e ao regime do estabelecimento. a relação com outras pessoas. violência ou crueldade. evitando impressão meramente convencional. Além disso. alcoolismo ou uso de substâncias. quanto penal. Em instituições fechadas o comportamento cotidiano. Mas não é tanto a ocorrência isolada que importa. descontrole volitivo. A importância da história de vida sobressai. que não sugiram ou induzam a respostas certas ou erradas. É boa norma solicitar a narrativa do próprio sujeito sem sugerir respostas. representam um artifício técnico útil. A utilização de termos técnicos durante a descrição dos fatos deve ser evitada. atritos no ambiente doméstico). A instabilidade ou ausência relativa de ligações íntimas é outra característica das pessoas com transtornos graves da personalidade. além da autobiográfica. explosividade acentuada e inequívoca perversidade instintiva revelam a maior gravidade dos transtornos em questão. as atividades preferenciais e aversões sempre dão informações úteis para a avaliação da personalidade. O diagnóstico dos transtornos específicos da personalidade é firmado em bases estritamente objetivas. colhida através de outras fontes de informação. Perguntas abertas ou neutras. sua . a observação concentra-se no comportamento do periciando. tanto em situação de litígio civil. mas o relacionamento do periciando com os professores. Especificamente quanto ao foco da perícia. portanto. desvendam aspectos significativos do modo de sentir e de se comportar. sempre de modo indireto. durante o período escolar. tais achados estão sujeitos a distorções e devem ser ponderados. Essa questão do desenvolvimento psicológico representa um dos principais obstáculos ao diagnóstico de TEP no período infantil e da adolescência. as relações são erráticas ou oportunistas. instabilidade emocional.IAEPD 34 | PERSONA As perguntas formuladas indiretamente. evitam que a história seja construída exclusivamente de narração subjetiva. Particularmente relevante é a exclusão de interrogatório que induza respostas convencionais. no caso. Em geral. traduzem o feitio da personalidade. os outros alunos. possibilita a avaliação do padrão de relacionamentos interpessoais do sujeito. A avaliação do desenvolvimento afetivo-emocional e das modalidades de relação interpessoal estabelecidas durante a vida exigem conhecimentos de Psicologia Genética. o perito recorre à assessoria psicológica. Impulsividade intensa. todos os fatos merecem ponderação do perito. sem induzir as respostas. É indispensável que o perito possua qualificação e treinamento preliminar. O perito utiliza seus conhecimentos de psicologia evolutiva em acréscimo aos de psicopatologia. revelando intenção exploradora e predatória. As pessoas com transtornos específicos da personalidade apresentam distorções relevantes na evocação de suas vidas. sob supervisão. Sem informações de terceiros. As fontes de informação. possibilitando a caracterização do percurso do desenvolvimento. As pessoas com transtornos específicos da personalidade possuem noção suficiente dos aspectos mais óbvios da realidade e são capazes de entender as regras e normas contextuais. para avaliar com maior precisão as características individuais. Sabe-se que há alterações orgânicas com manifestações similares às dos transtornos funcionais. Na questão dos TEP. sendo preferível a descrição literal dos fatos. As entrevistas serão mais úteis quando o contato estimular a comunicação informal e a expressão espontânea dos afetos. e sim as reações características do sujeito. não somente o aproveitamento intelectual. tão diversa quanto possível. É claro que as distorções também são atribuíveis às outras fontes de informação e. na anamnese. as impressões do próprio sujeito. Exames complementares são importantes. da capacidade mental e das modalidades de relacionamento interpessoal características do indivíduo. também podem falsear os dados intencionalmente. para minorar o viés inevitável que oferece a entrevista interpessoal.

p. temperament and treatment. Chichester/New York/Brisbane/Toronto/Singapore. pois vão além dos objetivos médicos.587-615. A. Cambridge University Press. Tal ocorrência suscita a reflexão e a necessidade de reavaliação contínua dos procedimentos utilizados em Psiquiatria Forense.154. 1995 8. Edinburgh. 895-903. ácido valpróico. 4. favorecendo a estabilidade afetivo-emocional e o auto-controle (Bohus. 1997. 1992. P.S . Akiskal. passará a ter comportamento mais dissimulado. Em sua prática. labilidade do humor e das emoções. S. P (Ed. Psychiatry. Churchill Livingstone. v.154(8): pág. o juízo que faz de sua própria conduta e de sua repercussão sobre si mesmo e os demais. R. Companion to psychiatric studies. Divergences between clinical and research methods for assessing personality disorders: implications for research and the evolution of Axis II.C. Em instituições penais. Personality disorders: recognition and clinical management.Neurosis and Personality Disorder. 1995 6. Aug. Cambridge University Press. Hare. 1996.H. Os psiquiatras que se dedicam ao tratamento. de tal maneira que possa compreender melhor seus atritos pessoais. M. lamotrigina. 1999). Dowson. de forma a conseguir vantagens pessoais. Porto Alegre. 6: pag. Aug. QUESTÕES TERAP UTICAS Alguns distúrbios comuns aos TEP são acessíveis ao tratamento medicamentoso. Arte Médicas. Freeman. 6. In Murray. Westen.E.P. G & Wessely. derivados do lítio e anticonvulsivantes (carbamazepina. Terapias especiais. Substâncias antipsicóticas ou neurolépticas também podem ser eficientes. In: KENDELL. implicitamente. J – Personality Disorders: Clinical & Social Perspectives. O uso dessas substâncias deve obedecer a critérios clínicos bem estabelecidos.154 (8):1175-6. Março. Impulsividade. Wiley. 2002) Também os antidepressivos oferecem largo espectro de opções. 1996 3. em instituições custodiais. A cura da mente: a história da psiquiatria da antigüidade até o presente. são reveladoras do estilo de sentir e de pensar. 1999. HS – Pathologic personality. REFERÊNCIAS: 1. D. 7. Chap. discussion. Encarando as dificuldades de relacionamento. os próprios familiares ou pessoas que convivem com o sujeito poderão modificar as suas reações e atenuar a faixa de atritos. Bolton.. 10.Pschychopathy and Antisocial Personality Disorder: A case of Diagnostic Confusion. Todas as condutas medicamentosas precisam ser claramente justificadas em prontuário. em sentido estrito. J. 1176-7 Comment in: Am J Psychiatry.) Não é critério médico utilizar medicamentos neurolépticos como “contenção química”. Grounds. 145-191 2. como orientação comportamental. os aspectos terapêuticos dos TEP oferecem limites imprecisos com a correção de fatores delituosos ou de reeducação disciplinadora.IAEPD 35 | PERSONA versão dos fatos. (STEIN. Há quem afirme que o sujeito.K.1993.1997. Cambridge. gabapentina. O esclarecimento ao sujeito e à família reduz a ansiedade e evita a busca contínua de uma solução mágica para os problemas. os autores deste capítulo verificam ser possível esclarecer ao indivíduo aspectos importantes de seu modo de ser. Stone. Concluindo. ao se tornar consciente de sua condição. J.. exaltação afetiva podem ser minoradas com diversos fármacos. 47-9. 39-40. clonazepam) podem ser úteis. Terapia cognitiva tem sido a mais sugerida entre os estudiosos dos TEP. Em Encephale. . Social factors in the personality disorders: a biopsychosocial approach to etiology and treatment. McGuffin. Am. Personality disorders. ZEALLEY. são disciplinadores. 1995. Em Am J Psychiatry. London. 5Th ed. Gunderson. RD .L. JG – Distinguishing borderline personality disorder from bipolar disorder : differential diagnosis and implications [clinical conference] .) – The Essentials of Postgraduate Psychiatry. 1997.R. Cambridge University Press. Lewis. não podem confundir seu campo profissional com o disciplinar ou de segurança. Paris. 5. No 2 : pág. envolvem aspectos de condicionamento que.. Estabilizadores do humor. Special .J. Derksen. 1176 1997 9.H. a técnicas psicossociais exigem equipe multidisciplinar. 13: pág.A. Em Psychiatric Times. (BLOOM. 21. Hill. p.

Taborda. 14 : pág. K . Cardoso. David. Rua Marquês de Paranaguá. Bloom. 20. 62 Consolação CEP: 01303-030 São Paulo-SP Tel: 11 3214-3084 / 11 9902-1825 e-mail: hildacpm@uol. 279-94. 1995. Morata. M. Madrid. Ed. 215 17. in human subjects. Jorge Zahar Editor. Hauger. but not CSF 5-HIA. West.Central serotonin activity and aggression: inverse relationship with prolactin response to d-fenfluramine. p. Bercherie. J. 1993.30. French.IAEPD 36 | PERSONA 11. Kent. Kavoussi.5-6. N. J. 2002. Kupfer. 23.org/g4/GN401000152/Default. EF. Morana.acnp. . 2000 19. J.. A: The validity of personality disorder: An updated review of recent research. JV. Psychiatry. agression. J. Madrid. 1430-1435.. Am. Neuropsychopharmacol. Em International Journal of Law And Psychiatry.J e cols. 2a parte. Coccaro.November/December. September/October. 1989.Behavioral correlates of individual differences in road-traffic crash risk: an examination method and findings. and related disorders. Rio de Janeiro. 2003 22. H. London. Capítulo XII. Edición ] . Bohus. J. Leonhard.. 16. Derelowitz.R. p.60:598-603. JJJ . 14. Mar. IX World Congress of Psychiatry. A concentration. Psychiatry 154: pág. 13.Manual de Psiquiatria.Forensic Psychiatry in Brasil: An Overview. RG. T: Pharmacotherapy of impulsivity. Stein G (eds): Personality Disorder Reviewed.v. Gaskell. Em Psychol-Bull.br . Sole-Sagarra. Psychopharmacology: the fourth generation of progress. v. Wiley. World Health Organization (Ed.com. RL . Orpington. 1993 21. RJ. N. 113(2): pág. Ediciones Morata. P – Os Fundamentos da Clínica – história e estrutura do saber psiquiátrico. TB. New York.D . Disponível em: http://www. Stein. MD. 1992 15. Drug treatment of the personality disorders King’s College Hospital. 1992. ap. 1953. Acesso em Maio. 1997 18. 1999 23. Em Am.Effective in Treating Personality Disorders Clin Psychiatry. G. 1993. Stein DG (eds): Impulsivity and Agression.161. Markovitz. Cap. K – Las Personalidades Psicopaticas [ 1a. Br. In Hollinger E. Geneva. López-Ibor. In Tyrer P. Hilda Clotilde Penteado Morana. Elander. V. 1943. Tarnopolsky. 36. FE. 167-84. Coll.) – The ICD-10 Classification of Mental and Behavioural Disorders.htm. New York. Schneider.The Axis on Clinical Disorders (AxisI) of ICD-10 Em: Newsletter of the Wold Psychiatric Association. Elsevier Science. . Cooper. 12.

que a la vez hizo más difícil para que el nuevo diagnóstico de personalidad ganara aprobación en las ediciones siguientes del DSM – como lo señalaron Pincus y col. ya sea las defensas de demencia en sí mismas.IAEPD 37 | PERSONA Michael H Stone. etc. Hubo dos elementos principales en la disputa. podrían invocar al TSP como exculpatorio de la acción de sus clientes – dado que “sufren de TSP” (y eran así menos responsables de su conducta violenta). Incluso entonces. Hay todavía menos razones para preocuparse que los sádicos con sus repugnantes y extremadamente dolorosos actos puedan motivar la compasión de un jurado. la defensa “Mirar TV violenta” [el caso Ronny Zamora: Marrero 2004]. si hay suficientes datos clínicos y estudios de campo para sostenerlo como un trastorno putativo (Spitzer et al 1991).Brien 1985]. que los abogados defensores en casos como. parte del problema se relaciona a la rareza del TSP. Por un lado lo que hace a la cuestión científica. a mirar indirectamente más a la “excusa” de la defensa. pidiéndoles que comenten cuán a menudo ellos han evaluado casos en los . Dr. Por el otro lado hace a la cuestión política y la duda de si la inclusión del TSP en el Eje II invitaría a un mal uso en la profesión legal. En cuanto a la vacilación para retener el TSP como un trastorno válido (en las últimas ediciones del DSM) por lo inadecuado de los datos clínicos o los estudios de campo. entonces como ahora. sin embargo. ellos enviaron cuestionarios a todos los 1390 miembros de la American Academy of Psychiatry and Law. Spitzer y col. (1991) también prestaron atención a este riesgo. fue relegado al Apéndice junto a otras tentativas o cuestionables. La legitimidad del TSP como un trastorno de personalidad auténtico fue rápidamente desafiada. el cual tendía. En consecuencia. la “Defensa Twinkie” [como en el caso Dan White: Weiss 1988]. la defensa de la “personalidad múltiple ” [como en el caso Herbert Mullin and Ken Bianchi [ Lunde & Morgan 1990. mucho menos a reducir la sentencia. Podría ser que esos grupos tuvieran demasiado poca fe en el sistema jurídico americano. O. tales como la “Defensa del Prozac-” [como en el caso Wesbecker case: Cornwell 1996]. todo el tópico estuvo rodeado de controversias. por ejemplo una mujer golpeada. como los trastornos de personalidad Derrotista o Pasivo agresiva. Los grupos feministas expresaron un interés particular. donde una alta “cosecha” de personas con TSP podían acumularse. especialmente en la edición del DSM-III-R (1987). simplemente porque al TSP se le acordara un lugar en nuestra nomenclatura oficial. Nestor Koldobsky. MD Trastorno Sádico de la personalidad Su relación con la psicopatía y el concepto del mal (Traducción del artículo incluido en la Revista Persona-Volumen VII-Número 1) * Capítulo para el Prof. o una u otra de esas exóticos y artificiales elaborados “primos”. como se lo definió originalmente. ** El Dr Stone es Profesor de Psiquiatría Clinica en "Columbia College of Physicians & Surgeons" "A su alma hace bien el hombre misericordioso. Widiger & Trull 1994). pero el cruel se atormenta a sí mismo" Proverbios 11:17 Trastorno Sádico de la Personalidad (1) El Trastorno Sádico de la Personalidad (TSP) disfrutó de una corta aparición en el DSM. Spitzer y sus colegas en su estudio de 1991 intentaron rodear esta dificultad dirigiendo sus esfuerzos a la población forense. (1992). en pacientes que se presentaban por ayuda o en clínicas psiquiátricas convencionales o en la práctica privada. como lo menciona Widiger (1996. el TSP no era un trastorno oficial de la sección principal del Eje II.

Ellos no dejan definido lo que podría distinguir al sadismo “ordinario” de su versión “exagerada”. et al 2007). el 4% de los casos reunieron el criterio para TSP. Es en ese dominio donde un adecuado “trabajo de campo” debe ser realizado y los datos clínicos pueden ser acumulados. Shedler & Westen (2006). ¿estarán los co-mórbidos del grupo TSP en mayor riesgo de re-ofender peligrosamente que aquellos psicópatas sin TSP? Especialistas de este tipo se inclinan hacia el diagnóstico de la disociación. Central a las objeciones que surgen de estas investigaciones es el problema de diagnosticar la separación diagnóstica. Dado que las personas con trastorno antisocial de la personalidad [TAP]. de todas las evaluaciones que ellos habían realizado el año anterior. en comparación a los ofensores psicópatas. dos quintos de ellos tenían comorbilidad con sadismo sexual. específicamente. Rice. el TSP no es común aún en el marco de las poblaciones de los hospitales forenses.IAEPD 38 | PERSONA que se había llegado al criterio. antisocial. Ellos postulan el interrogante si el sadismo constituye un rasgo o un síndrome. como opuesta a las que existen mayormente a los ojos del observador (el que diagnostica) – quien elige por razones diversas dividir el fenómeno que otros colegas prefieren mantener junto. cual es mejor vista como una instancia extrema de una de las otras. y cual es en realidad lo suficientemente diferente a las otras como para merecer una categoría separada en nuestra taxonomía. Un especialista forense interesado en el tratamiento querría saber si. en oposición a un mero sensación de otra alguna otra taxonomía fundamental. 33 violadores.. psicopatía. Los autores no especificaron cuantos de los que respondieron realizaban sus prácticas primariamente en hospitales forenses en comparación a las prisiones u otros marcos cerrados. Ellos concluyen que el TSP parece ser un subtipo de TAP “…asociado con una historia de abuso. eventualmente mejorarán lo suficiente para ser liberados. Recientemente. no es sorprendente que las personas acusadas de ser alguna de las siguientes: narcisista. casos de custodia. el problema de cuanto una aparente separación diagnóstica (P.TAP. Los autores expresan dudas acerca de la postura que el TSP constituye un significativo subgrupo de TAP o de psicopatía. Diferentes áreas de experiencia y de profesionalismo dentro de la arena forense. Aproximadamente la mitad de los que contestaron habían evaluado al menos un sujeto con TSP. Sería un diagnosticador de conjunto. comparados con la frecuencia del trastorno antisocial de la personalidad .cuyas características definitorias tienen muchos rasgos en común. por ejemplo. que quiere a todos los ofensores encarcelados pura y simplemente. agregando que las personas con TSP difieren de aquellas con TAP en que se les atribuye manifestar un “exagerado sadismo”. La clasificación de estos desórdenes (que uno podría considerar dentro del “espectro narcisista”) tenderá a diferir. y 10 asesinos). algunos de los ofensores antisociales. Un oficial. en cualquier evento. se vuelva claro que uno debe volcar su trabajo hacia pacientes institucionalizados o liberados bajo palabra si uno desea encontrar TSP en número suficiente para facilitar un estudio significativo de ese trastorno. Pero la experiencia y el interés especial del que diagnostica. Y dentro del grupo de los ofensores psicópatas. está en línea con las opiniones de un grupo de investigadores de Viena y Hamburgo (Berger et al 1999). pueden afectar las impresiones que uno tiene acerca del grado por el cual una entidad de diagnóstico propuesta representa una taxonomía verdadera y separable (cf. en pronóstico. cuantos reducían sus prácticas a la mala praxis. Harris. de tal suerte que los llevó a proponer que el TSP es una “sub-dimensión del TAP” (p 175). y si ello ocurre en individuos que no han sido diagnosticados con trastorno antisocial de la personalidad [TAP] (p 526). y otras formas de litigio civil (donde el TSP presumiblemente es menos común). Si el egocentrismo es el elemento clave en la personalidad narcisista. una tercera línea de objeciones han sido expresadas por Bradley. puede considerar tales distinciones entre los ofensores violentos como casuales. Su posición. quienes. ej. particularmente abuso sexual en hombres” (p 535). determinaran cuál de estas es un subset del otra. en su estudio de 70 delincuentes sexuales (27 pederastas. Este problema es especialmente irritante cuando uno estudia un conjunto de desórdenes supuestamente diferentes. de acuerdo al rol del observador. una categoría distinta) existe en el universo. por ejemplo. En la experiencia diaria. psicópata o sadista –todas compartan indiferencia (por no decir desprecio) hacia los sentimientos de otros. . encontraron una superposición entre TSP y TAP. . Sólo 19 de los 70 sujetos reunieron el criterio de TSP del DSM-III-R. para la inclusión de el TSP en la nomenclatura oficial. o TSP raramente buscan voluntariamente ayuda psiquiátrica cualquiera sea el marco.

Éstos últimos son. será TNP > TAP > Psicopatía > TSP. Las listas de rasgos para TSP y la Psicopatía no muestran una superposición real. de acuerdo al hecho que la psicopatía no es tan común en el marco forense como lo es el TAP: las estimaciones sugieren que el 50 al 80% de las personas encarceladas en el marco forense son antisociales. por su conducta. tiene más sentido la imagen como un grupo de constructos diagnósticos que se superponen conceptualmente. También se halla implícita la aceptación de la psicopatía como una categoría separada. y argumentan que el TAP es la entidad más importante y deberían ser considerados como la condición principal. Implícita en estas subdivisiones está la aceptación de la psicopatía como el elemento clave en la entidad de diagnóstico de mayor nivel. donde la prevalencia del TSP fue muy baja. mientras que cerca del 20% podrían (en suma. Al enfocar psicopatía. especialmente aquellos relacionados al de una definición única y que no se superponga en el marco de los TP. en porcentaje de la población. otros han comentado que en una población de psicópatas puede haber un alto porcentaje de hombres que participan de prácticas sexuales sádicas de lo que podría esperarse entre hombres no psicópatas (Holt et al 1999). esta búsqueda debería considerarse como un ejercicio futil. incluyendo a los que Hare llama “psicópatas de cuello blanco” (1993). está asimismo vinculado a la exhibición de rasgos narcisistas. sadista y antisocial. Este ranking parece probable a pesar de que no hay muchos buenos análisis epidemiológicos de psicopatía y TSP fuera del dominio forense. generalmente) reunir el criterio de psicopatía (Hare 1996. coercitivo y sadístico en comparación a los hombres antisociales que no presentan el criterio suficiente para la psicopatía de acuerdo a la escala de la Lista Revisada de la Psicopatía [PCL-R: Hare 2003]. Representando una perspectiva opuesta se encuentran: Harris. encontraron subdivisiones significativas en la población. sin embargo. Ciertos psicópatas de “cuello-blanco” caen. Con esta visión. lo hacen cuestionarse si se puede considerar a la SPD como un mero sub-tipo de la psicopatía. Las áreas de no superposición responden a la forma en la que cada entidad es distinta.para el tratamiento (Stone 2006).IAEPD 39 | PERSONA Murphy and Vess (2003). en contraposición a la perspectiva de Blackburn and Coid (1998). Pero más que tener la visión que uno de esos diagnósticos es un subconjunto del otro. El TSP y el TAP son así mismo conceptualmente distintos. Estas incluían: narcisista. señalaron que muchos de los sujetos que reúnen el criterio de TSP también tienen una alta comorbilidad con el TAP (y también con el TBP). ellos consideran que sus datos no sostienen la separación de TSP y el TAP (p 184). Entre los usos clínicos está el asunto de disposición – o falta de ella. Pero en la comunidad amplia el ranking. más que lo contrario. Berger y col. Pero la existencia de psicópatas no sádicos (Stone 1998). Rice y sus colegas (2007) quienes aluden evidencia en apoyo a la psicopatía como una taxonomía separada. Lo que hace que sea de valor conservarlas en nuestra nomenclatura es su utilidad – clínica y forense. Alguien que muestra un rasgo de personalidad sádica en un grado marcado. Aunque hay un cierto cachet vinculado a la búsqueda. Uno podría argumentar que la tipología de Murphy y Vess podría ordenarse en forma diferente. aparte del realizado por Loranger et al (1994). en relación a la configuración más prominente de la personalidad. borderline. Pero aquí uno puede ofrecer un contra argumen- . uno podría muy bien argüir que la psicopatía es un subtipo del TAP. a menos que uno considere la “callosidad” del psicópata como equivalente a la indiferencia del sádico al sufrimiento que les infligen a sus víctimas. Estas áreas de superposición responden a esta relación. en el criterio del DSM del TAP. Widiger 2006). los cuatro subtipos observados por Murphy and Vess conforman un tipología significativa – por el particular marco de trabajo. en su estudio de hombres psicópatas alojados en el hospital psiquiátrico de máxima seguridad (Atascadero) en California. especialmente aquellas que se deleitan o disfrutan del sufrimiento de otras personas. mucho más comunes en la comunidad que los rasgos sádicos. Así como innecesario. basándose en una variedad de observaciones– incluyendo la de que sólo los ofensores no psicópatas (aquellos con TAP pero no con psicopatía) demuestran un declive en la reincidencia violenta a medida que avanzan los años (p3). À propósito del sexo del sádico. que consideran favorable la noción de psicopatía como una dimensión (aunque en un fin extremo) en un continuo de la personalidad. aunque esas personas no son comunes en marcos de alta seguridad como Atascadero. Estos autores también hacen hincapié en la tendencia de los psicópatas a complacerse con sexo violento. Entre los usos forenses esta el aspecto actuarial perteneciente al riesgo de reincidencia ejemplificando a una o más de esas construcciones diagnósticas.

Conceptualme nte distinto. menos común en los que disfrutan solo de la dominación. de preservar esas condiciones como un sentido diferente e importante. a pesar de la frecuencia de la co-ocurrencia. TPA Psicopatía TPS TNP --- Algunos Algunos Algunos Pocos Narcisismo Maligno Todos. por ejemplo. Psicopatía y Sadismo sexual. un tipo intermedio de personalidad entre el TNP y el TAP en el que los rasgos narcisistas están combinados con algunos rasgos antisociales. y lo mismo parece ser verdadero en aquellos con la forma más violenta de TSP. por ejemplo. Los Psicópatas tendieron a no mostrar esa mejoría en el tiempo (Harris. cesando los problemas con la ley: esto fue el caso con cerca del 42% de los hombres en el estudio de seguimiento de Donald Black (1999. p 88).: TPA—Trastorno Antisocial de la Personalidad. Rice et al 2007). --- Abrev. En la Tabla I se muestra la correlación e interrelación entre TSP y las otras configuraciones negativas de la personalidad: TNP. (acted out) Todos No es común Muy común La mayoría Todos. a menudo se extinguen pasados los cuarenta años. excepto tal vez por la indiferencia (al sufrimiento de otros) los sadistas violentos son usualmente psicópatas --- Muchas personas violentas con TSP revelan sexo coercitivo y a menudo sadismo sexual Sadismo sexual. ¿Porque argumentar a favor.IAEPD 40 | PERSONA to que la separación tiene sentido porque la utilidad. ya sea por “sadismo egosintónico o agresión caracterológicamente basado y una orientación paranoide” en personas quienes todavía retienen la capacidad de lealtad o sentimientos de culpa (p 76). entonces ¿cuántas personas también serían Y?) Entonces: Sadismo Sexual (acted out) Muy Pocos SI: TPN Narc. También se incluye el Narcisismo Maligno (Kernberg 1992). el problema crucial de la utilidad. TAP. aunque hay un menor seguimiento a largo plazo que sostenga esta afirmación. TPN—Trastorno Narcisista de la Personalidad. por definición --- Algunos Algunos Común Pocos TAP Muy Común Algunos --- Aproximadamente un tercio Bastante Común Raro Psicopatía Todos o casi todos Quizás algunos rasgos Común --- Más común que en el TPA Pocos TSP La mayoría Algunos Común en aquellos que disfrutan del sufrimiento. clínica y forense. CORRELACIONES ENTRE LOS TRASTORNOS DE LOS ESPECTROS NARCISISTAS (Si uno empezara con un diagnóstico X. SPD—Trastorno Sádico de la Personalidad Comprender la interrelación entre los tipos de personalidad anteriormente mencionados no aborda. por definición. Mal. Tabla 1. sin embargo. de la reinserción del TSP en las ediciones futuras del DSM si uno . Las personas que manifiestan TAP sin TSP o psicopatía.

8%). con propósito y sin emoción” (p 10) y dirigida a extraños. Ellos son (a) los “alegremente crueles” -los crueles que se regocijan. en solo una proporción el placer en el sufrimiento de los otros es un rasgo clave. – a pesar de que este dominio está ejercido generalmente a través del daño corporal de la víctima. La apreciación de cuán fuerte es la asociación en TSP y la psicopatía se halla entre los asesinos múltiples. no solo homicidios sexuales seriales. adicionalmente 12 mostraron un menor grado de rasgos psicopáticos.2%).IAEPD 41 | PERSONA ve al TSP como una rama exótica de una entidad más común y más amplia como el TAP o Psicopatía? La respuesta se encuentra en la utilidad del TSP como un diagnóstico separado. humillan a subordinados en el lugar de trabajo (“Bosses from Hell”= Jefes del Infierno). Es notable que la personalidad esquizoide fue también algo inusualmente común en estos hombres. “… una persona que muestra esas tendencias [de TSP] en la niñez podrían probablemente involucrarse en actos violentos. (b) el súper controlador. más que avaricia o la ganancia material. Las fantasías pre-existentes de infligir daño corporal están generalmente presentes en los hombres en quienes eventualmente cometen asesinatos sexuales seriales. que el sufrimiento de los otros y los factores del súper controlador estuvieron presentes al mismo tiempo. La importancia del control y la dominación ha sido enfatizada por Ferreira (2000) en su capítulo sobre asesinos seriales. el TSP jugó un rol extremadamente importante en cuanto a la propensión a actos repetidos de violencia y tortura que caracterizó a este grupo de delincuentes. no se ven como enfermos mentales. hay otras personas – su número es difícil de cuantificar – quienes son repetidamente crueles con su pareja sexual. Del análisis psiquiátrico forense hecho por Spitzer y col (1991) 73% sintieron que el diagnóstico contenía información única y de utilidad. en 74 de los cuales (53. las tres configuraciones de la personalidad: psicopatía. el análisis factorial de esos asesinos sugiere tres subtipos. o molestan compulsivamente a sus compañeros de clase. en otras palabras. Este modelo. estuvo presente en más de la mitad de los hombres – la mayoría de los cuales eran reconocidos por sus conocidos como “solitarios” o “inadaptados”. los psicópatas pueden ser diagnosticados en 123 (87. para quien la dominación forzada y la limitación de la autonomía de los otros fueron los rasgos claves. como surge de las encuestas de los hombres que comenten homicidio serial sexual (Stone 2001). en este caso. una forma que es “planificada. en todos los hechos. fue el factor motivante primario. En un estudio de 543 asesinos. no resulta fácil llevar adelante encuestas epidemiológicas acerca del porcentaje de personas que en la población general reúnen el criterio DSM-III-R para este trastorno. mostraron un modelo prevaleciente de psicopatía sádica. sadismo y esquizoide – estuvieron presentes (60% del grupo). En 84 de los asesinos seriales. lo que es. Muchos jóvenes molestadores más tarde (en sus veinte) se vuelven criminales. punitivos en forma no común con sus hijos (“Parents from Hell”=Padres del Infierno). y (c) “asesinos de almas. Como Widiger y Trull mencionan (1994). basado en los componentes con eigenvalues superior a uno. se dispusieron de esos datos – manifestando TEZQ P. Los hombres que cometen homicidios sexuales seriales. En la población de asesinos seriales. Como ya se señaló. y solo 6 no fueron psicópatas. ellos vuelan por debajo de los radares de la detección de casos por los psiquiatras.2%) entre los 139. . se vuelve claro que hay variedades de TSP. Estas personas – 85 a 90% de las cuales son hombres – no concurren a los psiquiatras para buscar “ayuda”. El elemento psicopático en esta combinación se asocia. pero mientras tanto. agresivos en el futuro” (p 214). 345 (62%) de ellos mostraron TSP. el TSP es más fácil de ser visto en población delincuencial. sin embargo.” en los cuales la humillación de los otros y la disciplina dura fueron los rasgos centrales. unido al T esquizoide de la personalidad. lo que significa. Butler & Young 2007). Incluso entre las personas que cometen asesinatos de todo tipo. para quienes el placer en el sufrimiento de los otros fue el rasgo más importante. Por eso. que como sus primos psicópatas. se presentan en clínicas psiquiátricas o a terapeutas en la práctica privada. o nunca. TSP fue registrado en 128 de los asesinos seriales (90. entre 141 hombres que cometen asesinatos sexuales seriales en la investigación del autor. donde ella menciona que el dominio sobre la víctima. Hay más sobre sadismo que inflingir dolor físico y sufrimiento (tal como los delincuentes sádicos causan cuando ellos torturan a sus víctimas). En la comunidad total. esquizoide/sádico/psicopático. como enfatiza Giannangelo (1996) con la violencia predatoria. pero esto no da una imagen balanceada del fenómeno. por ejemplo. La combinación de TSP y psicopatía está asociada a un grado particularmente alto de violencia repetida. Dado que las personas con TSP raramente. (Stone. dado.

no son psicópatas. “los Trastornos mentales …son alteraciones psicosociales desde la perspectiva del funcionamiento individual dentro del grupo social” (p50). a comienzos de los años 80 lo condujo a la Psychopathy Checklist (PCL). sino también desde la perspectiva de nuestra existencia como especie social y de un modelo basado en la evolución. sin ningún signo psicótico como “delusions” (delirios) o irracionalidad del lenguaje. 1989).. con el resultado que los adolescentes psicópatas son arrestados de tanto en tanto. Más aún. falta de encanto. habiéndose removido. Hare & Hakstian. y su charlatanería) quienes por su alto estatus social y los recursos financieros han tenido la posibilidad de evitar las consecuencias de sus actividades ilegales – hasta que finalmente cometen un asesinato. sin situarse en la intersección del TSP y el TAP o la psicopatía. persuadir a las autoridades a dejar pasar ciertos delitos en sus hijos. y un tercero a la conducta (Cooke & Michie 1997). Robert Hare y sus colegas refinaron el concepto de Cleckley. jefes. compañeros de escuelas. Cada escala tiene sus ventajas. La PCL-R de Hare es usada ampliamente a lo largo del mundo y se ha vuelto una escala de alto nivel (“gold standard”) en la evaluación de la psicopatía. Su trabajo. Ellos son “puramente” sádicos (con rasgos narcisistas. como ocurre con la mayoría de los asesinos seriales. que incluyó tres factores: uno relacionado al rasgo narcisista. pero nunca terminan en la cárcel y nunca son identificados como “delincuentes juveniles. Al final de este trabajo se ofrecen breves viñetas clínicas. En los anales del crimen. torturadores. en los chicos de las próximas generaciones. habiéndose eliminado los ítems criminológicos. aún cuando ellos pueden fallar notoriamente en su rol (psicológico) como padres. o arrestados como delincuentes. etc. los psicópatas tienden a meterse en problemas con la ley. la ausencia de remordimiento. un segundo. David Cooke y sus colegas en Escocia sugirieron una modificación de la checklist de Hare. cometer crímenes. pero son clasificados de acuerdo a la severidad del abuso como psicopáticos (los más severos” o antisociales (los menos severos) o aún “típicos” (los menos severos aún) (Gondolf 1988). Los golpeadores severamente violentos tienden a mostrar hiporeactividad autonómica. al afecto. tales como la falla en la excarcelaciones a prueba y la “versatilidad” criminal (entendiéndose por tal – la tendencia a cometer una amplia variedad de crímenes). y tener dificultades en las relaciones. por la mentira. por supuesto). pero como el TSP no ha sido incluido como un trastorno “oficial” de la personalidad en el DSM-IV.IAEPD 42 | PERSONA generalmente se las ingenian para no tener problemas con la ley. Los padres ricos. En el lenguaje del costo/beneficio. y así permanecen no identificados como “casos” psiquiátricos. Como Widiger puntualizó (1998). Esto es particularmente verdadero para aquello que llamamos psicopatía. esta clasificación adicional no ha sido estudiada. donde el encubrimiento del crimen y la evitación de la pena ya no son posibles. Los hombres que golpean a sus mujeres han sido estudiados en algún grado. por ejemplo. etc. Harpur. el encallecimiento. Los trastornos de personalidad en general necesitan ser vistos no sólo desde la perspectiva del modelo de la enfermedad. Así . los ítems “criminológicos” del PCL-R. conductas imprudentes. pagar fianzas. que ilustran las variedades de TSP delineados más atrás. creando una escala más objetiva para evaluar la psicopatía. los items relacionados con personalidad y los conductales. tiene una utilidad especial en la investigación de los psicópatas de familias prósperas. e incapacidad para aprender de la experiencia. como es común en las personalidades psicopáticas o antisociales (Babcock et al 2005). enfatizando tales cualidades como irresponsabilidad. Pero también tienden a exhibir lo que es llamado “apto” en términos evolutivos: ellos a menudo dejan muchas “copias” de su DNA. Poco tiempo después. entre otros. y otros delincuentes violentos con rasgos sádicos. Dos factores surgen por análisis factorial.” Y uno no puede reincidir (“fallas en la libertad condicional”). Psicopatía (2) El concepto de psicopatía tiene su origen en la famosa monografía de Hervey Cleckly (1941) llamada Mask of Sanity (La Máscara de la Cordura). La escala de Cooke. Cleckley delineó las características de la psicopatía. Presumiblemente muchos de estas parejas íntimas de golpeadores tendrán criterios para TSP. si en primer lugar nunca ha sido encarcelado.. a menudo pueden contratar abogados. La escala de Cooke contiene 13 ítems. muchos de las personas sádicas no violentas: las parejas “hellish” =infernales. perder sus trabajos. eventualmente a la versión PCL-Revised (PCL-R) (Hare 1991. hay muchos psicópatas asesinos (que son diagnosticados vía sus rasgos narcisistas o manipulativos.

monstruos crueles (como se los vería hoy día). El “valor” de los rasgos psicopáticos puede también variar de una época histórica a la otra. Vives.” Pero en la vida diaria. Voltaire. sin actitudes de ataque. Hume. y menos violenta. para ser usado. y donde son más libres de comenzar nuevamente tomando ventaja sobre un nuevo grupo de extraños. Aquellos quienes simpáticamente. Wittgenstein. España. la psicopatía puede ser vista como un extremo de ciertas variaciones normales en la personalidad. El concepto de maldad y su relación con el sadismo y la psicopatía Escuchar la palabra “maldad” puede volverse molesto – ya que se piensa que la palabra pertenece solamente al dominio de lo divino. en la psicopatía la estafa a los otros. la rapacidad. tienen sexo con muchas parejas con gran facilidad (por su insensibilidad a la culpa). Sin conciencia. Como un prerrequisito para ser “malo” uno debe tener . en última instancia. sed hace interesante una nota aclaratoria a nuestra discusión donde se compara el número de descendientes en dos grupos de hombres: filósofos famosos y criminales serial. Santayana. and Schelling se casaron y tuvieron un pequeño número de hijos). dado que los psicópatas tienden a emigrar del país cuando sus tendencias antisociales son conocidas – a nuevas regiones donde la gente no los conoce. destinada al tomar ventaja sobre los demás (cf. Pico della Mirandola. el individualismo. Si consideramos a los Vikingos: lo predatorio. Una de las principales razones para separar los dos conceptos yace en el hecho que en el TSP el énfasis es en el daño a los demás. la manipulación la intimidación y la violencia para controlar a los otros y satisfacer sus propias necesidades egoístas. Una vez que sus chicos y nietos comenzaron a establecer gobiernos. Cooke. como lo documentó Bartolomé de Las Casas (1992): héroes (a los ojos de los pobladores de aquel tiempo). quién no fue un criminal serial. Hare (1998) estima que el total sería cercano al 1%. Malebranche. como si sólo ellos. Visto de esta manera. la predación y la rapiña no pudieron ser toleradas: perdieron su valor. el control y la violencia se superponen significativamente con el concepto de personalidad sádica. defraudan. que comenzó en la 9na centuria. “maldad” es usada en el lenguaje ordinario para describir actos particulares de gente particular. Kant. la temeridad. Uno puede ver aquí que el énfasis puesto en la intimidación. Leibniz. and Nietzsche fue cero. pueden ser psicópatas. Kierkegaard. Estos últimos formas un pequeño subgrupo del número total de psicópatas que existen en la comunidad. Pero el criminal violento acerca del cual leemos en los diarios. p34). criminales . 68 tuvieron uno o más hijos: 175 en total (o 2. y (en algunos casos . y el mismo grupo de personas que fueron respetados como conquistadores cientos de años antes – podrían ser ahora considerados fuera de ley. sin ser sádicos. Hare ha caracterizado a los psicópatas como “predadores intraespecie quienes usan de la simpatía. Thomas Aquino. dominó vastas áreas de Irlanda. En relación a la noción aptitud evolutiva. Cooke (1998) ha puesto atención a las variaciones culturales en el número de psicópatas en un país o región determinados. Inglaterra y Escocia. rabinos). son generalmente psicópatas sádicos. relacionadas al aventurerismo. El número de hijos engendrados por Maimonides. Charles Manson. ministros. Schopenhauer. por líderes de órdenes religiosas (curas.IAEPD 43 | PERSONA mismo ellos cometen impunemente: engañan. la auto confianza. Lo mismo se puede decir de Pizarro y los conquistadores que devastaron Perú y las Islas del Caribe en el siglo XVI. estafan y malversan. su sangre fría los hace alcanzar lo que quieren y hacer lo que les place …” (1998. Hegel. A lo largo de estas líneas. Aquellos quienes crónicamente y en forma predecible dañan los sentimientos de sus familiares o compañeros de trabajo pueden ser sádicos. Spinoza. y Rusia. Loyola. (Boehme. o tal vez sólo Dios. Italia. la agresividad. p 196). Hobbes. y cierto tipo de inteligencia Maquiaveliana. estuvieran calificados para juzgar quién es “malo o malvado. mientras que algunas de las personas más indeseables y peligrosas – a menudo tienen éxito en pasar sus genes a la nueva generación (aún si mueren jóvenes a manos de las autoridades). tuvo tres hijos conocidos (Bugliosi 1974/1994). 1998. En mi serie de 141 hombres que cometieron homicidios sexuales seriales. también—) “psicópatas” . Montaigne.6 promedio). y quién actúa en forma reiterada (como ocurre con los criminales seriales). Ellos serían predominantemente hombres (quizás en una relación de 8:1). aún sin estafar a nadie. Comparaciones de este tipo demuestran que las personas que son premiadas en nuestra sociedad por su intelecto y sus contribuciones intelectuales – no siempre dejan descendencia. roban. etc.

e. En general la gente tiende a reservar la palabra maldad. en otras palabras. En tiempo de guerra. portada). cuando estaban acampando un verano en Colorado (Jentz 2006). a una de las cuales privó de alimento hasta provocarle la muerte. después que fue arrestado por una serie de ataques sexuales a chicos. Los autores de los informes en los periódicos y de los libros acerca de “crímenes verdaderos” usan la palabra frecuentemente cuando escriben acerca de crímenes que nos shockean. La palabra “evil” proviene del Anglo-Saxon yfel.” Por ahora parece claro que las personas que cometen este tipo de actos que son instintivamente y automáticamente designados como “maldad” son casi invariablemente sadistas o psicópatas – o ambos. cuyas personalidades durante el tiempo de paz no son sádicas ni psicopáticas. asesinato de chicos. 2005.(New York Post. transgredir) de los límites aceptados por la sociedad. solo algunos de los cuales eran sádicos o psicópatas. es algo que va más allá (i. cuando en 1937. luego mató a su segunda hija echándole gasolina sobre su cabeza y prendiéndola fuego. La raíz significativa de la palabra es over o más allá de lo ordinario (cf. Maldad en el hablar cotidiano. que los actos de maldad son llevados a cabo con alguna regularidad por los soldados. January 13. la imagen es descrita en el diario como “Rostro malvado y atroz del padrastro sádico del infierno” -“Evil. para extenderse en detalle. no era un acto sexual violento – era pura maldad (p463). Young & Yin 1997). los titulares decían: “El rostro del diablo” (Daily Post. madre de California. las tropas japonesas invadieron la ciudad China y torturaron. o ambos simultáneamente.000 civiles (Chang 1997. que lo ha llevado casi a la muerte por inanición. Un amigo de la autora. describieron su creencia en la existencia de una maldad total (p 512) cuando se referían al hombre que ella finalmente logró detectar como el sádico que los atacó. horripilante. Sólo los seres humanos tienen este tipo de conciencia. Los ejemplos son muy numerosos. que significa “sobre/más allá” o “maldad. tortura de cualquiera – pero en especial de mujeres y niños. primera página). es llevada a prisión– los titulares dicen: “Niño emaciado vio encarcelar a su diabólica madre” (New York Post February 11th. dijo “lo que nos sorprende es la violencia de esto. Algo más sobre esto. así que la maldad solo puede ser aplicada para las personas. uno encuentra muchas personas que son ejemplo de personalidad sádica o psicópata. encerrándola en un baño y encadenándola a un caño. habida cuenta que hay pocas mujeres cuyos actos de crueldad rivalizan con aquellos de la contraparte masculina. después de oír lo que le había pasado a la señorita Jentz. Yo citaré aquí solo la Violación de Nanking. y luego trató de matar (sin éxito esta vez) a la hija restante (Clarkson 1995). violencia que involucra mutilación o desmembramiento. Los genocidios Armenio y Judío del siglo 20 fueron también llevados a cabo por soldados. asesinato de mujeres embarazadas. el que tiene que ser pronunciado de la misma manera que la palabra evil. celosa de las belleza de sus tres hijas. asesinos en masa e incendiarios (especialmente cuando provocan el incendio por celos) que causan . Esto es especialmente verdadero en los hombres que cometen crímenes sexuales seriales. y asqueroso. cuando un chico adolescente ve que su madre.. Tales actos incluyen canibalismo. Palabras con significado similar incluyen inmoral. atroz [malísimo]. no para los animales. a aquellas acciones que generan gran repugnancia y violan los valores de la sociedad considerados como más sagrados. del aleman über o übel. en los anales del crimen. ella mencionó cuál es la marca de la maldad: “cuando un acto rompe todas las categorías de la comprensión” (p 516). 2006. Un ejemplo de lo último es aquel de Teresa Knorr. Cuando la imagen de Michael Flory fue mostrada en los diarios. Maldad es lo que (entre los actos de una persona hacia otra) shockea y horroriza. si nos limitamos a los actos que ocurren en tiempo de paz.IAEPD 44 | PERSONA conciencia de muerte y conciencia de sufrimiento (incluyendo saber que uno puede morir) para lo que uno ha sometido a otra persona o criatura sensible. 2006. March 19th.” respectivamente). Así cuando un padrastro castiga a su hija adoptiva hasta causarle la muerte después de que toma un alimento sin permiso. especialmente cuando se lleva a cabo el intento de hacer de la víctima un esclavo sexual. secuestro y prisión ilegal de chicos o adolescentes. ugly face of sadistic stepdad from Hell”. es seguro. Maldad. degollaron y mataron cerca de 360. Terri Jentz en su brillante libro acerca del casi fatal ataque que ella y su amigo sufrieron a manos de un asesino con un hacha. primera página). Pero en tiempo de paz. es usada como una palabra emocional para describir el horror que uno siente al ver u oír un acto de una crueldad no común. enfermeras y doctores que envenenan pacientes en el hospital. Esto es especialmente cierto cuando uno habla de actos que ocurren en tiempos de paz.

porque este término implica conductas. El. Esta es una definición desafortunada. fue enviado a prisión de por vida. Phil solía colgar a su hijastro de un árbol y quemarlo con cigarrillos. haber sufrido un disparo en la cabeza (con muerte instantánea). El DSM también cita como su Segundo criterio las fantasías/impulsos/conductas que clínicamente causan sufrimiento significativo o desmejoramiento social. que se piensa que abarca esencialmente todos los casos de sadismo sexual. Como lo describió en un principio Krafft-Ebing (1886/1965) y más recientemente Hucker (1997). son incapaces de masturbarse hasta el orgasmo a menos que sostengan fantasías con asesinar a alguien) pero que nunca en su vida actúan tales fantasías. Krafft-Ebing también mencionó ideas o fantasías sádicas. ocupacional o de otras áreas importantes del funcionamiento.” Otra persona semejante fue Phillip Skipper (Hustmyre 2007). dado que eran pobres: les daba dinero. por dos razones. son rutinariamente considerados “malvados” por el público. asaltó e hirvió gatos vivos. Aunque en apariencia se mostraba amistoso ante su generosa vecina. subsistiendo por hurtos. no meros pensamientos. En su adolescencia Fraser robó. secuestros de mujeres a quienes convertía en sus esclavas sexuales. todos racistas violentos como él. o robos a las tumbas. hijo de un hombre que más tarde fue encarcelado por violación y asesinato. somos más indecisos para referirnos a una persona como malvada – al menos que la persona fuera conocida de haber cometido tales actos una vez y otra. y aún los hacía beneficiarios de un seguro de vida. y durante su breve estadía en prisión. y solo después ser objeto de corrupción. Era generosa con Skipper y su familia. ambos. hasta matarlas y desmembrarlas eventualmente. Skipper formó una banda de entusiastas del Ku Klux Klan. su mujer y dos de los . en las cuales el sufrimiento físico y psicológico de la víctima es el estímulo sexual (p530). fantasías de excitación sexual y conductas involucradas. necrofilia. Muchos casos de verdadero (acted out) sadismo sexual producirán el tipo de shock y de horror que despierta la palabra “maldad”. el dominio de la maldad. Como se alude antes.asesinatos. con excitación sexual estimulada por el acto de asesinar. por ejemplo. un oficial de policía lo caracterizó como de una “maldad alarmante. a la edad de 21 violaba y mataba mujeres. que invariablemente o reúnen el criterio de TSP o de psicopatía. En el juicio fue diagnosticado como un “sadista sexual incurable”. comida y pañales para el bebé. aún cuando no fueran llevadas a cabo. Entre la clasificación de Krafft-Ebingt se incluían los asesinatos lujuriosos (asesinatos sexualmente motivados. la cual también acepta como criterios. como descripción del crimen (o de la persona que comete el crimen). Skipper no tenía un trabajo regular. Excavaba estas últimas y robaba las joyas y el oro con los que el muerto era enterrado. Incluye los asesinos seriales no sexuales: los llamados Ángeles de la Muerte: doctores o enfermeras que matan numerosos pacientes de hospital. El y su esposa vivían en un trailer con su bebé y un adolescente que ellos habían adoptado. Una de esas personas es el australiano Leonard Fraser (Doneman 2006). Pero en los anales del crimen hay tales personas. El vecino. Finalmente. Primero. El término maldad es empleado primariamente como descriptor de horribles actos de crueldad. durante largos periodos de tiempo. violó. Muchos de esos crímenes emergen de un tipo particular de sadismo sexual. generalmente con drogas curareiformes. por lo grotesco del crimen y su extremo alejamiento de las normas sociales aceptadas – aún pensando que no habría experiencias de sufrimiento por la víctima. de la puerta de al lado. Esta clasificación ha contribuido a la definición actual del DSM de sadismo sexual (1994). hay muchos sádicos sexuales verdaderos – tales como que son encontrados en el ranking de los hombres que cometen homicidios sexuales seriales – quienes nunca experimentaron ningún sufrimiento o desmejoramiento funcional que pudieran adscribirse a sus fantasías sádicas. en un momento Phil le dijo a su banda: “Salgamos y matemos un negro!”. La víctima puede. Segundo. tenía crisis extremas de rabia y de actos violentos. o ambos. también lo forzó con un cuchillo a que le hiciera sexo oral. Sería incorrecto llamar a tales personas sadistas sexuales.IAEPD 45 | PERSONA muchas muertes. era una mujer negra que tenía un buen trabajo y vivía en una casa amplia. después de cometer un serie de violaciones. sin libertad bajo palabra. es aún muy amplio. en el que muchas veces se llega al canibalismo). injuria de corrupción de una mujer. hay personas que tienen fantasías sexuales sádicas (por ejemplo. Personas que cometen necrofilia o desmiembran a sus víctimas de asesinato. y mutilación de cuerpos. Skipper creció en la Louisiana rural.

IAEPD 46 | PERSONA miembros de la banda ingresaron furtivamente a la casa de su vecina: le dispararon. Sin escolaridad e iletrado. Psychopathy and the dimensions nof personality disorder in violent offenders. y aporrearon hasta matarla. Bad Boys. Godino presentaba las características tanto de la psicopatía como del sadismo sexual. Bad Men: Confronting Antisocial Personality Disorder. Green CE. • Chang I (1997). El espacio no permite una discusión detallada de los diferentes factores que contribuyen al desarrollo de las personalidades sádicas y psicopáticas. Webb SA & Yerington TP (2005). a la connotación principal de la palabra sadismo. Psychophysiological profiles of batterers: autonomic emotional reactivity as it predicts the antisocial spectrum of behavior among intimate partner abusers. J Abnormal Psychol 114: 444-455 • Berger P. Estos dos ejemplos conciernen a personas quienes combinan personalidades sádicas y psicopáticas. Berner W. humillación en la escuela. Personality and Social Psychology 74: 192-210 • Bradley R. Dado que los psiquiatras rechazan reconocer el hecho. que se corresponde en forma más próxima. passive-aggressive (negativistic). que no sufren por sus personalidades desviadas: es la víctima la que sufre. y luego estrangulo a varios con un garrote. Sadistic personality disorder in sex offenders: Relationship to antisocial personality disorder and sexual sadism. El torturaba a chicos y gatos cuando solo tenía siete años. Is the Appendix a useful appendage? An empirical examination of depressive. Helter Skelter: The True Story of the Manson Murders. para que la policía pudiera pensar. Phil arrojó luego el semen del hombre sobre el cuerpo de la mujer muerta (después que los tres hombres tuvieran sexo con el cadáver). Un caso similar ocurrió hace tiempo en Argentina: el de Cayetano Godino. J Personality Dis 13: 175-186 • Black DW (1999). injuria cefálica y factores culturales. como Hare delineó (1993). Los psicópatas. Fue arrestado a los 16 y permaneció los restantes 32 años de su vida e prisión. Más tarde castró y mató a una niña. tanto los trastornos sádicos de la personalidad como los psicópatas merecen un lugar en la nomenclatura oficial. The Rape of Nanking: Forgotten Holocaust of World War II. en especial aquellos que son particularmente predadores. La injuria cerebral habría sido un factor: tuvo violentos dolores de cabeza cuando niño. durante el embarazo). sino que son considerados como gente común (incluidos los psicoterapeutas). Su inteligencia era escasa y no sentía remordimientos. New York: WW Norton. (Zarlenga 2000). que el hombre negro era el asesino. por el DNA. atacó a niños pequeños cuando solo tenía 8 años. acuchillaron. Algunas veces esas aberraciones de la personalidad se muestran en forma inusual en la vida temprana. J Personality Dis 20: 524-540 • Bugliosi V (1974/1994). Phil era suficientemente inteligente para forzar a un hombre negro con un cuchillo. y por ello no se presentan a las instituciones psiquiátricas o a los profesionales privados para pedir “ayuda” por su “problema. A los once experimentaba excitación sexual cuando golpeaba chicos en sus genitales o cuando insertaba agujas en la pelvis de un chico. Jesse Pomeroy (Schechter 2000) en 1860 fue tratado brutalmente por su padre alcohólico y desdeñado en la escuela porque el tenía un ojo que era color leche. Es probable que haya experimentado una liberación sexual durante sus asesinatos.” Más aún. no son considerados como emocionalmente alterados. Shedler J & Westen D (2006). participan de la ecuación. sadistic. Es de esperar que en ediciones futuras del DSM ambos trastornos sean adecuadamente descriptos e incluidos. los psicópatas sádicos de esta magnitud no son pasibles de tratamiento. New York: Oxford Univ Press • Blackburn R & Coid JW (1998). Por su importancia en la psiquiatría forense. Los sádicos disfrutan por lo que hacen (por definición: ¡de lo contrario no podríamos llamarlos sádicos!). Esto es el rasgo sádico prototípico. Nacido en un sector pobre de Buenos Aires en 1896. para que se masturbara en una copa. apodado el “Petiso Orejudo”. Gutierrez K & Berger K (1999). sádicos y psicópatas. Es adecuado decir que la combinación variada de factores genéticos. Boterauer J. and self-defeating personality disorders. Referencias • Babcock JC. New York: Basic Books . y donde el subtipo sádico es aquel con placer por el sufrimiento de los demás. del medio familiar. débiles y tontos. constitucionales (tales como abuso de drogas por la madre.

Ono Y & Regier DA (1994). A Short Account of the Destruction of the Indies. Hare PCL-R. Donald T. J Consulting and Clinical Psychology 1: 6-17 • Harris GT. Whatever Mother Says: A True Story of Mother. J Amer Acad Psychiatry & Law 27: 23-32 • Hucker SJ (1997). pp 188-212 • Hare RD (2003). An Act of Kindness.. In T Millon. Things a Killer Would Know. Sartorius N. Andreoli A. John (1996) The Power to Harm: Mind. In DJ Cooke. and antisocial psychopaths. Straus & Giroux • Kernberg OF (1992). pp 13-45 • Cooke DJ & Michie C (1997). borderline. Crows Nest. 2nd edition. Mombour W. CT: Praeger • Gondolf EW (1988). New York: Multi-Health Systems • Harpur TJ. Coid B. St. Lalumière ML & Quinsey VL (2007). 4th edition [DSM-IV] (1994). Diekstra FW. In DR Laws & W O’Donohue (editors): Sexual Deviance: Theory. Jacobsberg LB. pp 102-123] • Hare RD (1996). Hilton NZ. Criminal Justice & Behavior 23: 25-54 • Hare RD (1998). The WHO/ADAMHA International Pilot Study of Personality Disorders. Psychopathia Sexualis. sadistic. Louis. Missouri: CV Mosby • Cooke DJ (1998). Assessment & Treatment. Ferguson B. Construct validity and assessment implications. Psychopathy across cultures. Dordrecht. Criminal and Violent Behavior. E Simonsen. & Jeffrey Morgan (1980) The Lie Song: A Journey into the Mind of a Mass Murderer. Strange Piece of Paradise: A Return to the American West to Investigate my Attempted Murder and Solve the Riddle of Myself. Arch Gen Psychiat 51: 215-224 • Lunde. Psychological Assessment 9: 2-13 • Cornwell. The Hare Psychopathy Checklist. New York: Penguin Books • Diagnostic and Statistical Manual of Mental Disorders. Treatment & Prevention of Antisocial Behaviors. Rice ME. Toronto: Multi-Helath Systems • Hare RD (1993).prisonpotpouri. New York: Pocket Books [chapter 7. D (2004). pp 15-1 to 15-18 (chapter #15). DC: Amer Psychiatric Press • Doneman P (2006). J Personality Dis 21: 1-27 • Holt SE. Channabasavanna SM. New York: Guilford Press.Subtypes of psychopathy: proposed differences between narcissistic. Dahl A. Zamora to go free today 27 years after “TV Intoxication” murder trial. New York: Stein & Day • Lornger AW. The Mask of Sanity.com/PAROLED/Zamora • Murphy C & Vess J (2003). Kingston. www. Psychopathy: A clinical construct whose time has come. Without Conscience: The Disturbing World of the Psychopaths Among Us. Berger P. New Haven: Yale Univ Press.Two-factor conceptualization of psychopathy. Research and Implications for Society. Coercive and precocious sexuality as a fundamental aspect of psychopathy. New York: St Martin’s Paperbacks • Cleckley H (1941). M BirketSmith & RD Davis (editors): Psychopathy: Antisocial. New York: Norton • Marrero. • Giannangelo SJ (1996). PullC. An item response theory evaluation of Hare’s Psychopathy Checklist. M. Meloy JR & Strack S (1999) Sadism and psychopathy in violent and sexually violent offenders. The Psychopathology of Serial Murder: A Theory of Violence. Aggression in Personality Disorders and Perversions. Psychopaths and their nature. Hare RD & Hakstian AR (1989). New South Wales: Allen & Unwin • Ferreira C (2000). • Krafft-Ebing R (1886/1965). Psychiatric Quarterly 74: 11-29 . Medicine & Murder. Violence and Victims 3: 187-203 • Hare RD (1991). Madness & Murder. NJ: Civic Research Institute Press. New York: Berkley Books • Jentz T (2006). The International Personality Disorder Examination. Revised. Buchheim P. Washington. AE Forth & RD Hare [editors]: Psychopathy: Theory. New York: Viking Press • De Las Casas B (1992). Westport.the Netherlands: Kluwer Academic Publications. New York: Farrar. Sexual sadism: Psychopathology and theory. Serial killers: victims of compulsion or masters of control? In DH Fishbein [editor]: The Science. New York: Guilford Press • Hustmyre C (2007). Who are these guys? Toward a behavioral typology of batterers.D.IAEPD 47 | PERSONA • Clarkson W (1995).

In J Monahan & H Steadman (editors): Violence and Mental Disorder: Developments in Risk Assessment. Amer J Psychiatry 149: 112117 • Schechter H (2000). Revista Argentina de Clinica Neuropsiquiátrica 11: 1-19. In CJ Patrick [editor]: Handbook of Psychopathy.IAEPD 48 | PERSONA • O’Brien. Personality Disordered Patients: Treatable and Untreatable. Davis WW. Washington: Amer Psychiatric Press. Fiend: The Shocking True Story of America’s Youngest Serial Killer.the Netherlands: Kluwer Academic Publications. El :”loco moral” en la facultad de medicina. New York: New American Library • Pincus HA. Feister S. Personality disorders and violence. AE Forth & RD Hare [editors]: Psychopathy: Theory. Results of a survey of forensic psychiatrists on the validity of the sadistic personality disorder diagnosis. In A Skodol [Ed. Psychopathy and normal personality. DSM-IV and new diagnostic categories: Holding the line on proliferation. Sacdistic Personality Disorder: An argument for its re-inclusion in DSM. Dordrecht. New York. and sociological aspects. pp 156-171 • Widiger TA & Trull T (1994). Frances AJ. New York: Oxford Press [in press] • Weiss. New York: Guilford Press. . Aggression within and beyond the DSM-IV. Chicago: Univ of Chicago Press. Darcy (1985) Two of a Kind: The Hillside Stranglers. First MB & Widiger TA(1992). Serial sexual homicide: Biological. Chicago: Innovative Publishing Group • Zarlenga ME (2000). DC: Amer Psychiatric Press • Stone MH. Washington. Dan White’s Last Confession. J Personality Dis 15: 1-18 • Stone MH (2006). New York: Pocket Books • Spitzer RL. M (1988). Butler J & Young K (2007). San Francisco magazine. psychological. • Widiger TA (1996). May 9 • Widiger TA (1998). Research and Implications for Society. pp 29-52 • Stone MH (2001). pp 203-226 • Young S & Yin J (1997) The Rape of Nanking: An Undeniable History in Photographs. Gay M & Pfohl B (1991). The personalities of murderers: The importance of psychopathy and sadism. Amer J Psychiatry 148: 875-879 • StoneMH (1998). P Blaney & T Millon [editors]: Oxford Textbook of Psychopathology. pp 47-68 • Widiger TA (2006).]: Psychopathology and Violent Crime. Psychopathy and DSM-IV psychopathology. 2nd edit. In DJ Cooke.Presented at the 149th annual meeting of the American Psychiatric Association.

Editorial: PSICOM Editores Año Edición: 2004. August 2007 ¿Cómo hacer Psicoterapia Exitosa? Luis A.2007 . Reinecke (Editor) ISBN: 978-0-471-68304-9.IAEPD 49 | PERSONA Libros recientes Personality Disorders in Childhood and Adolescence by Arthur Freeman (Editor). las redes y sus interlocutores Gustavo Pablo Rossi Editorial Polemos. Mark A. Lo cotidiano. Oblitas Guadalupe y Otros ISBN: 958-33-5829-0. ISBN 978-987-9165-84-3 1º edición . (Formato Electrónico) Investigación en Psicoanálisis y Ciencias Sociales El libro recopila trabajos presentados en el Congreso Internacional realizado en Tucumán (Argentina) el 6 y 7 de octubre de 2006 Acompañamiento Terapéutico.

. Biblos.Levy. Del dicho al hecho Baringoltz. Octubre 2004 Océano Borderline: Viajes por una Patología inexplorada Cancrini Luigi Editorial Paidós.Miguel Loreti (compiladores) Ed. 2007. Debates a partir de Cornelius Castoriadis Yago Franco .Hictor Freire . Octubre 2000 Crisis Descompensatoria de los Trastornos de Personalidad Goldstein. Editora Blue Diseño. Casullo María Martina Miño y Dávila Editores. Molina Fabián A. Demian F. Sara . ISBN: 978-987-9165-80-5 Insignificancia y autonomía. Ricardo Editorial Polemos. 2007-10-02 . 2007 Estilos de Personalidad: Una perspectiva iberoamericana Directoras: Sánchez López María del Pilar.IAEPD 50 | PERSONA Terapia Cognitiva.

2005 Construcción CUERPO.Raíces de la terapia integrativa Fabio Celnikier Editorial Salerno. Donna S. Stuart C.. y Musacchio de Zan. Jorge A. Andrew E. Gustavo y col. Manejar las relaciones destructivas con personas con trastornos de la personalidad y del carácter Yudofsky. 2007 Defectos fatídicos. 2006 Textbook of Personality Disorders Oldham. Personalidad y Sociedad Gonzalez Ramella. Psicosemiología y Psicopatologia Insua.. John O. 2007 Psicología Médica.IAEPD 51 | PERSONA Violencia. Bender. Skodol. Amelia. Editorial Akadia. Editorial Ars Médica. 2007 . The American Psychiatric Publishing.MENTE. Editorial Akadia.

Exner. Jr. 2007) Manual de Codificación del Rorschach para el Sistema Comprehensivo John E. Editorial Psimática Tercera Edición Actualizada y Ampliada. Seth Grossman (Author) Wiley (April 20.IAEPD 52 | PERSONA Overcoming Resistant Personality Disorders: A Personalized Psychotherapy Approach (Paperback) Theodore Millon (Author).a Concepción Sendín Bande Editorial Psimática . del manual de Interpretación del Rorschach para el Sistema Comprehensivo M.

Carlos Rafael Robledo Colaboradora Técnica: Sra.A.45 hs. Griselda Moya Comisaria Inspectora Marta Gregorián Dr. Miguel Calvano Lic.30 hs.15 hs. Marcia Braier Tema: TGD Esquizofrenia y otros trastornos psicóticos. Expositor: Dra. Sonia Haude Sra. Comité honorario Diputada Lucrecia Monti Dra. Alberto Monchablón Comisión Organizadora: Lic. Irene Scherz Lic. Héctor Ramos Tema: Tratamiento psicofarmacológico Expositor : Dra. Angelina Allamprese Lic.30 hs. David Alarid Tema: Programas Internacionales de Tratamiento en Adicciones Presidente: Dra. Dra.ar Presidente: Dr Roberto Yunes Coordinadora General: Dra Marcia Braier Acreditaciòn: 8. Estadísticas y enfoques Terapéuticos Presidente: Dr. Expositor: Comisario Marta Gregorián Tema: Psicoeducación en adictos con síntomas psicóticos Expositor : D. Lucila Donnarumma Lic.45 a 11hs Mesa 2 Patología Aguda: 11a 12. Cristina Fernández Café: 10. Presidente: Dra. Mesa de Apertura: 9hs Dip Lucrecia Monti Dr Roberto Yunes Lic Miguel Calvano Dra Marcia Braier Mesa 1 Patología ambulatoria 9. Alberto Monchablón Espinoza Tema: Tratamiento de los Brotes psicóticos. Roberto Yunes Secretario: Dra. Mónica Lascano Mesa 3 Adicciones: 12.15 a 13. Marcia Braier Lunch: 13.30 hs.30 a 10.IAEPD 53 | PERSONA Inscripción: tobar_docencia@buenosaires.E. Daniela Solares Cierre: 13. Alicia Fenelli Maestra de Ceremonias: Lic.45 hs. María Cristina Haddad Relaciones Institucionales y Coordinación Técnica: Sr. Marcia Braier Secretario: Dra. Mónica Celano Tema : TGD.gov. Conferencia Central Expositor : Dr. Susana Sosa Secretario: Dra. Esquizofrenia y otros Trastornos psicóticos en Hospital de Día. Aspectos generales y enfoques terapéuticos Expositor: Dr. Andrea Mercurio Secretarias: Karina Minutillo Daniela Baigorria Dora Isabel Albornoz .

28 (08017). . Barcelona.etextos. España.iaeu. El objetivo de e-Textos es contribuir de la manera más amplia posible a la difusión de conocimientos generados en ámbitos académicos y de investigación vinculados a instituciones de enseñanza superior. Tel.com e-Textos es una publicación on line sin fines de lucro.es | informacion@iaeu. 34 932 010 014 | Fax 34 932 009 332 http://www.org e-Textos Universitarios gratuitos: www. de acceso público y gratuito impulsada y sostenida por el Instituto de Altos Estudios Universitarios de Barcelona y las universidades participantes en los Programas de AEU.IAEPD 54 | PERSONA Instituto de Altos Estudios Universitarios Escuelas Pías.

Creada recientemente por afectados/as de este trastorno y la cual tiene como fin ofrecer información sobre el TLP y otros trastornos.cttoday. and these two websites: www.universotlp.org Universo TLP Portal de ayuda e información sobre el trastorno límite de la personalidad.beckinstitute.IAEPD 55 | PERSONA Links de interés Beck Institute “Cognitive Therapy Today” If you would like more information about Cognitive Therapy. www.org).com . darlo a conocer desde una perspectiva más íntima gracias a varios testimonios de afectados y afectadas y brindar un amplio abanico de especialistas.org and www.academyofct. portales y asociaciones relacionados con él. please check out our BLOG (www.

htm Contacto: secretariagral@123.IAEPD 56 | PERSONA Calendario de actividades V CONGRESO MUNDIAL DE TERAPIAS CONDUCTUALES Y COGNITIVAS . Temuco.sonepsyn. Holanda. Argentina Organiza: Asociación Argentina de Psiquiatras (AAP) Auspicia: Asociación Mundial de Psiquiatría (WPA) Website: www.net . Psiquiatría y Neurocirugía de Chile” (SONEPSYN) http://www. La Haya. Chile Organiza: “Sociedad de Neurología.11-14 de julio. 2007 Barcelona.aap. Psiquiatría y Neurocirugía” Simposio Regional APAL Cono Sur .cl/congresosonepsyn/index. Colombia. colabora: Societat Catalana de Recerca i Teràpia del Comportament (SCRITC) Contacto: apicsa@attglobal.2427 de septiembre.com 4th International IEDTA Conference CHANGING CHARACTER : FAIRY TALE OR …? 24.de La Rama latinoamericana de la International Society for Study of Personality Disorders (ISSPD) invita al Xth International ISSPD Congress 19 .net 4-Day-Immersion Course: 27 to 30. 2007 Barcelona.August.isspdcongress2007. Medellín. 2007 Hotel TerraVerde.net focusgroupeventos@yahoo. 26 August 2007 Lakeside Lecture Theatres University of Aarhus. España Organiza: European Association for Behavioural and Cognitive Therapies (EABCT).iedta.org.wcbct2007.org. Colombia Organiza: Asociación Latinoamericana de Adiccionología Contacto elvel@epm.com II CONGRESO LATINOAMERICANO DE ADICCIONES .22 de septiembre de 2007. 2007 Conquering the Snow Queen: undoing the patient's identification with his self-destructive superego part havelaby@t-online.1-3 noviembre. www.cl II congreso Internacional de Medicina y Salud Mental de la Mujer 14. 15 y 16 de febrero de 2008.ar Contacto: congresos@aap. Buenos Aires. 2007 Hotel Sheraton.26 al 28 julio. Denmark International Experiential Dynamic Therapy Association www. www.nl 14avo Congreso Internacional de Psiquiatría (Regional Meeting WPA) . .ar “62° Congreso Chileno de Neurología. España Medellín. 25.

8) La revista no se hace responsable de los artículos que aparecen firmados ni de las opiniones vertidas por personas entrevistadas. Salvo extrema necesidad y a criterio del Comité Editorial se podrán incluir tablas o ilustraciones. título del libro. Tendrán palabras claves en inglés y castellano 3) Las referencias bibliográficas se ordenarán por orden alfabético al final del trabajo. Bibliografía: 1. un resumen en castellano y otro en inglés que no excedan 150 palabras cada uno y 4 ó 5 palabras claves. Deberá acompañarse. J.. número. 2) Los artículos que se envíen deben ser inéditos. P. El título debe ser breve y preciso. dirección postal. . ciudad de edición. 10) Todo artículo aceptado por la Redacción debe ser original y no puede ser reproducido en otra revista o publicación sin previo acuerdo de la redacción. quedando el autor del artículo también anónimo para ellos. con las características de edición del punto 2) y una breve bibliografía complementaria. funciones institucionales en el caso de tenerlas. … 4. fax y E-mail. editor y año de aparición de la edición. aceptados o no. Ellos informarán a la Redacción sobre la conveniencia o no de la publicación del artículo concernido y recomendarán eventuales modificaciones para su aceptación. b) Cuando se trate de libros: apellido e iniciales de los nombres del autor. El texto total del artículo deberá abarcar un máximo de 12 a 15 páginas tamaño A4. nombre de la publicación en que apareció.ar o por correo a: calle 35 nº 1473 . 6) Los artículos para la sección "Cartas de lectores y comunicaciones breves" consistirán en presentaciones de caso/s. 7) El artículo será leído por. Adams. no serán devueltos.com.1900 Las Plata . Ej: Texto: El trabajo que habla de la esquizofrenia en jóvenes(4) fue revisado por autores posteriores(1). presentados en diskette o CD. comentarios sobre artículos ya publicados o sobre temas de interés acerca de personalidad y/o sus desórdenes. evitando información complementaria. 4) Las notas explicativas al pie de página se señalarán en el texto con asterisco y se entregarán en página suplementaria inmediata siguiente a la página del texto a que se refiere la nota. título del artículo. volumen.Argentina. … a) Cuando se trate de artículos de publicaciones periódicas: apellido e iniciales de los nombres del autor.IAEPD 57 | PERSONA Reglamento de publicaciones 1) Los artículos deben enviarse por E-mail a koldobsky@speedy. efectos poco frecuentes de drogas. títulos profesionales. Con una extensión máxima de 2 páginas. según el punto 3).. teléfono. tipografía Arial. Los originales incluirán apellido y nombre del/los autor/es. (en Microsoft Word o Word Office) acompañado de su respectiva copia en papel por triplicado. redactados en castellano y escritos a máquina. 9) Los artículos. cuidadosamente numerados y en forma tal que permitan una reducción proporcionada cuando fuese necesario. cuerpo 12. Deberán ser breves y concisos. año. al menos dos miembros del Comité Científico quienes permanecerán anónimos. 5) Gráficos y tablas se presentarán aparte con su respectivo texto (impresas en tres copias y en diskette o CD). De López. luego se numerarán en orden creciente y el número que corresponde a cada una de ellas será incluido en el correspondiente lugar del texto. página inicial y terminal del artículo. en hoja aparte.

g..1900 La Plata . Text: The paper which discuss about Schizophrenia in young people(4) was revised by subsequent authors(1).Argentina. De López. 10) All the articles accepted for publication must be original and they are not to be reproduced in another journal whithout the Editorial Board´s authorization. journal´s name (in which the article was published). J. volume. two members of the Scientific Committee. coments either on articles already published or on interesting subjects about personality and/or its disorders. 8) Persona Journal is not responsible for neither signed articles nor expressed opinions of interviewed people. The manuscripts must be typewritten in word processor format (Microsoft Word o Word Office). editor and date of the edition´s publication.. References: 1. They will be numbered in ascendant order and the number regarding each reference will be included in the correspondant part of the text. They will consist of case presentations. 7) Articles will be revised by at least. tables or figures could be included. city of printing. They must be brief and concise. Original reports will include author´s full name. initial and final page of the article. Portuguese or English. some modifications to be finally accepted. … 4. All articles must be preceded by an abstract of 100-150 words and 4-5 key words. avoiding suplementary information. Full lenght should not exceed 2 pages. . They will report the convenience of its publication to the Editorial Board and suggest if neccesary. date of publication. Full lenght for the manuscript should not exceed 15 pages (size A 4).. 6) Articles can be submitted for a special section of Readers Notes and Short Reports.IAEPD 58 | PERSONA Instructions to authors 1) Articles should be submitted via e-mail to koldobsky@speedy. … a) When references include articles from periodical publications: author´s surname and name´s initials. rare drugs´effects. afiliations and e-mail address. 4) Aclaratory notes will be signaled within the text with an asterisk and will be developed at the bottom of the page. 9) Articles either accepted or not accepted will not be returned.com. book´s title. . 5) Tables and figures will be carefully numbered and arranged within the text. Unless really neccesary and with the Editorial Board´s authorization.ar or posted to the following address: Calle 35 nº 1473 . b) When they include books: author´s surname and name´s initials. article´s title. in either Spanish. typed in Arial 12. Adams. with the same characteristics described in item 2) and a short complementary bibliography as required in item 3). P. 3) References will be arranged in alphabetical order at the final part of the text. E. number. Title must be brief and concise. 2) Articles must be original.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful