P. 1
ANÀLISIS BACTERIOLÒGICO DEL AGUA CORRIENTE DE LOS HOSPITALES DEL MINSA DE LIMA METROPOLITANA

ANÀLISIS BACTERIOLÒGICO DEL AGUA CORRIENTE DE LOS HOSPITALES DEL MINSA DE LIMA METROPOLITANA

|Views: 58|Likes:
Publicado porJack Ampuero

More info:

Published by: Jack Ampuero on Jun 19, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

12/13/2012

pdf

text

original

ANÀLISIS BACTERIOLÒGICO DEL AGUA CORRIENTE DE LOS HOSPITALES DEL MINSA DE LIMA METROPOLITANA

INTRODUCCION

El agua es esencial en nuestra vida. Puede ser vector de gérmenes peligrosos, por lo cual es necesario determinar su potabilidad. Para ello deben realizarse una serie de análisis físico-químicos y bacteriológicos. Las pruebas bacteriológicas tienen

como objetivo determinar si el agua contiene microorganismos fecales (no necesariamente patógenos), cuya presencia es indicativa de contaminación de origen animal o humano. La presencia de un único microorganismo patógeno es suficiente para provocar una enfermedad a una persona. Ya que es imposible analizar el total de agua de consumo, se controla la presencia de organismos

indicadores que nos indicarán si una muestra de agua ha estado en contacto con aguas residuales. Los microorganismos más abundantes en los intestinos humanos y por tanto en los excrementos, son los coliformes y el estreptococcus. La presencia de estos microorganismos (aunque no sean patógenos) indica contaminación fecal y descartará dicha agua para el consumo humano. La aguas subterráneas profundas, que no tienen contacto con aguas residuales, a temperaturas frías, carentes de materia orgánica, presentan condiciones poco idóneas para el desarrollo de microorganismos, por lo que difícilmente tendrán microorganismos patógenos. El Laboratorio Nacional de Aguas (LNA) forma parte de la red nacional de atención de enfermedades diarreicas agudas y cólera en Costa Rica, colaborando en el estudio de brotes de diarrea que se presentan en el territorio nacional a través del análisis bacteriológico de muestras de agua (1). La finalidad de estas acciones radica en aislar e identificar el agente etiológico responsable de los brotes y realizar en las comunidades afectadas la valoración del grado de riesgo del agua en la transmisión de agentes etiológicos productores de diarreas, a través de la aplicación del Programa de Vigilancia Sanitaria del Agua del LNA, todo esto con el fin de emitir las recomendaciones necesarias para corregir las deficiencias encontradas para eliminar el riesgo encontrado (2y3). El LNA realiza como parte de sus funciones la evaluación sistemática de la calidad del agua de consumo humano (ACH)

suministrada a la población costarricense, mediante la elaboración y ejecución de programas de 2 muestreo para análisis físico-químicos y microbiológicos del agua. En el caso de los brotes de diarrea, además de la determinación de coliformes

termotolerantes, se busca aislar e identificar las bacterias patógenas principalmente de las familias Enterobacteriaceae y Vibrionaceae (1y4). Con respecto a la cobertura y calidad del ACH, es importante indicar que Costa Rica ha logrado grandes avances en las ultimas tres décadas, alcanzando una cobertura de 97.4% de su población (4.144.600) y un suministro de agua de calidad potable de un 82.8% (5). Este avance se ha visto reflejado en el mejoramiento de los indicadores de salud, como la mortalidad infantil, que paso de 80 a 9.25 por mil nacidos vivos entre el periodo 1960- 2004 (6y7). Sin embargo, en los últimos años se ha observado un incremento de los brotes de diarrea, provocado en parte por las deficiencias de calidad del ACH que se suministra a la población (17.2% de la población recibe agua de calidad no potable) y por el aumento de inmigrantes portadores de agentes infecciosos, los cuales son diseminados en el ambiente. Por otro lado, debido a que la diarrea puede ser causada por muchos factores, como la ingesta de alimentos, fármacos y microorganismos patógenos, entre ellos virus, bacterias y protozoarios (8), y estos microorganismos también pueden ser transmitidos por otras vías como ano-manoboca y contaminación de alimentos (9), es difícil demostrar el verdadero papel que juega el agua en los brotes de esta enfermedad. El presente estudio recopila los resultados de 115 brotes de diarrea reportados en Costa Rica, durante el período comprendido entre marzo de 1999 y junio del 2005. El objetivo general del trabajo es evaluar el grado de importancia del ACH en el desarrollo de los 115 brotes de diarrea en diferentes lugares del país, aplicando y mejorando el Sistema de Valoración del Grado de Importancia del agua en la transmisión del agente etiológico involucrado (10). Los objetivos específicos son: recopilar los resultados del estudio bacteriológico de los brotes de diarrea de posible transmisión hídrica reportados al LNA durante el período ubicado anteriormente; analizar la calidad del agua

suministrada a las diferentes poblaciones en donde ocurrieron los respectivos brotes de diarrea; aislar e identificar el posible agente etiológico; comparar la cepa del agente etiológico aislada en el agua con la aislada e identificada en humanos por los laboratorios de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) y el Centro Nacional de Referencia en Bacteriología del Instituto Costarricense de Investigación y Enseñanza en Nutrición y Salud (INCIENSA), y aplicar un sistema de evaluación que permita determinar el grado de importancia del ACH en los diferentes brotes de diarrea.

PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA

SERÁ DE CALIDAD EL AGUA CORRIENTE DE LOS HOSPITALES DEL MINSA DE LIMA METROPOLITANA.

JUSTIFICACION DEL PROBLEMA

Se justifica el impulsar este proyecto de investigación debido a la influencia de las especies de Aeromonas aisladas de poblaciones con diversas patologías en nuestro país.

Todas las Patologías que se presentan a causa de las especies de Aeromonas requieren para su diseminación de un foco de infección una ruta de trasmisión de principal importancia como es el agua.

Cabe resaltar que una característica del género es que su hábitat potencial es el agua, tanto en aguas residuales, cloradas y de consumo humano, algunas especies crecen en agua a un pH 5.2-9.8 y a una temperatura óptima de 28°- 30° C, pueden crecer tanto en aguas con muy baja cantidad de materia orgánica

MARCO TEORICO

El género Aeromonas está clasificado en el Manual de Bacteriología Determinativa de Bergey como miembro de la familia Vibrionaceae. Sin embargo, los estudios realizados en 1986 por Colwell y cols. demostraron, en base al análisis de las secuencias de los genes 16S rRNA y 5S rRNA y a los resultados de la hibridación DNA-RNA, que el género Aeromonas presenta una evolución filogenética distinta al de las familias Enterobacteriaceae y Vibrionaceae y propusieron elevar al género

Aeromonas a la categoría de familia Aeromonadaceae8 y como tal aparece ya en publicaciones recientes.

Las características del género refieren que son bacilos cortos 0.3-1.0 x 1.0-3.5 um, Gram-negativos, todas las especies excepto Aeromonas.salmonicida y Aeromonas media son móviles gracias a un flagelo polar, son aerobios facultativos, oxidasa y catalasa positivos, reducen nitrato a nitrito y fermentan la Dglucosa como fuente principal de carbono y energía. Pueden crecer en medios que contienen 3% de NaCl, pero no en 6%. Los miembros de este género producen varias exoenzimas como: proteasas, DNasas, RNasas, elastasas, lecitinasas, amilasas, gelatinasas y lipasas, entre otras, muchas de ellas consideradas factores de virulencia.

La clasificación de las especies del género ha dependido de una mezcla compleja de datos fenotípicos y genéticos. Las especies bioquímicamente distintas se refieren como fenoespecies mientras que las especies genéticamente diferentes se denominan grupos de hibridación (HGs) o genoespecies y se determinan mediante pruebas de hibridación de DNA total. Actualmente se tiende a nombrar sólo especies y abandonar la nomenclatura de HGs, derivada de los primeros estudios taxonómicos realizados para este género utilizando técnicas moleculares.

Las Aeromonas se pueden dividir en dos grandes grupos en base a la temperatura óptima de crecimiento y la capacidad de movilidad de las especies. El primer grupo es amplio y heterogéneo genéticamente y está formado por especies mesófilas y móviles que crecen óptimamente a 28ºC. El segundo es un grupo más reducido y homogéneo genéticamente, se designa como el grupo psicrófilo cuya temperatura óptima de crecimiento se define entre 22-25ºC, está constituido por una sola especie: Aeromonas salmonicida y de ésta se han reportado cinco subespecies: A. salmonicida ssp. salmonicida, A. salmonicida ssp. masoucida, A. salmonicida ssp. Achromogenes,A.salmonicida ssp. smithia y A. salmonicida ssp. pectinolytica. Nuestros estudios y los de otros autores ponen de manifiesto que es muy difícil separar bioquímicamente las subespecies de A. salmonicida.

El género incluye en la actualidad a 14 especies: A. hydrophila, A. bestiarum, A. salmonicida, A.caviae, A. media, A. eucrenophila, A. sobria, A. veronii, A. jandaei, A.

encheleia, A. schubertii, A. trota, A. allosaccharophila y A. popoffii.13,14 La especie A. veronii tiene dos biotipos A. veronii bt. sobria y A. veronii bt. veronii, siendo el primero el comúnmente asociado a cuadros diarreicos. Otras especies tales como A. icthiosmia y A. enteropelogenes han sido consideradas en base a los perfiles de ácidos grasos, fenotipo y secuenciación del gen 16S RNA como sinónimos de A. veronii y A. trota respectivamente.15 A pesar de que se ha avanzado mucho en la taxonomía del género existen todavía algunos problemas terminológicos y la posición de algunas especies está en discusión.

IDENTIFICACIÓN

Las diferentes especies de Aeromonas pueden crecer en los medios diferenciales y selectivos empleados para el aislamiento de las bacterias Gram negativas. Los medios selectivos de elección para su aislamiento son: agar sangre ampicilina ya que estas bacterias son resistentes a este antimicrobiano, a excepción de A. trota,o bien el agar que contiene cefsulodina-irgasannovobiocina denominado

comercialmente como CIN. Para el caso de muestras de alimentos de origen diverso se recomienda emplear un caldo de reenriquecimiento, siendo el agua peptonada alcalina de pH 8.7 la mejor elección, y posteriormente la siembra en agar bilisirgasan-verde brillante (BIVB), el cual ha demostrado ser más efectivo que otros medios de composición similar.Para muestras de agua la utilización de la técnica de filtración con membrana y posterior cultivo en medio agar dextrina ampicilina (ADA) sin preenriquecimiento es efectiva y permite aislar un elevado número de cepas de este género.

La realización de 6 pruebas bioquímicas básicas empleadas para poder identificar a patógenos gastrointestinales, permiten identificar al género. Estas pruebas incluyen tinción de Gram, la citocromo oxidasa, crecimiento en caldo nutritivo adicionado con 3 ó 6% de NaCl, crecimiento en agar tiosulfato citrato bilis sacarosa (TCBS), producción de ácido de inositol y oxidación-fermentación en el medio Hugh Leifson (O/F) adicionado de glucosa con sello y sin sello de aceite mineral. La respuesta negativa a la prueba de oxidasa permite descartar a los géneros pertenecientes a la familia Enterobacteriaceae. El género Vibrio se identifica al constatar su crecimiento en el medio TCBS a pH 8.0 y en caldo nutritivo adicionado de diferentes

concentraciones de NaCl, donde el crecimiento de Vibrio es específico del 6%, mientras que algunas especies de Aeromonas sólo son capaces de crecer en 3% de NaCl. Adicionalmente, es recomendable realizar la prueba de crecimiento en presencia del agente vibriostático O/129 (2,4 diamino-6-7-diisopropilteridina) a dos concentraciones 10 y 150 mg, para las cuales Aeromonas son resistentes y las cepas de Vibrio sensibles. El género Plesiomonas se distingue fácilmente de Aeromonas realizando la determinación de producción de ácido a partir de inositol, para la cual las especies de Aeromonas son negativas. Por último, el género Pseudomonas es distinguible comprobando la fermentación de la glucosa, empleando la prueba O/F que en Aeromonas es fermentativa.

A pesar de la explosión de nuevas especies de Aeromonas sólo algunas se han asilado hasta la fecha en clínica. Las tres especies aisladas predominantemente de muestras clínicas son: A. caviae, A. veronii bt. Sobria y A. hydrophila que representan el 91% de las cepas del género identificadas utilizando métodos genéticos en estudios realizados en España, y el 89.5% de las cepas identificadas en México utilizando estos mismos métodos. Janda y Abbott han descrito valores superiores al 85% para estas especies, describiendo así mismo como especies menos frecuentes: A. veronii bt. veronii, A. jandaei, A. schubertii. Las especies que constituyeron el 9% restante de los aislamientos en los estudios españoles han sido: A. media (4.8%), . jandaei (1.7%), A. sobria (1.3%), A. trota (0.8%) y A. bestiarum (0.4%). Mientras que el 10.5 % restante de las cepas clínicas que encontramos en México son A. bestiarum (5.6%), A. salmonicida (3.3%), A. media (0.8%), A. trota (0.8%). El resto de las especies se han recuperado sólo de fuentes ambientales o no se han asociado hasta la fecha a ninguna patología, y su aislamiento es en general mucho menos frecuente. Estos resultados demuestran que las especies que se encuentran con más frecuencia al identificar tanto con pruebas bioquímicas como con métodos genéticos son: “A. caviae”, “A. hydrophila” y “A. sobria” (A.veronii bt. sobria). Sin embargo, la frecuencia de aislamiento en clínica de estas especies varía según el área geográfica estudiada, ya que en las cepas estudiadas (n = 68) aisladas en el estado de Hidalgo A. caviae (42.6%) fue la especie más prevalente seguida por A. hydrophila (36.8%) y finalmente A. veronii bt. Sobria (19.1%), mientras que en las cepas estudiadas (n =42) aisladas de la ciudad de México A. veronii bt. Sobria (31%) ocupa el primer lugar, seguida de A. hydrophila (29%) y

finalmente A. caviae (17%), contrariamente a lo encontrado en España, donde A. hydrophila es la menos aislada de entre estas tres especies.

Para poder establecer cuál es la incidencia real de las especies patógenas es necesario realizar la correcta identificación hasta especie. Se ha propuesto la utilización de 12 pruebas bioquímicas para la identificación de las especies de Aeromonas aisladas de muestras clínicas sin embargo, la experiencia demuestra que la identificación correcta sólo puede realizarse utilizando métodos moleculares.

En las cepas aisladas del estado de Hidalgo el porcentaje de error en la identificación bioquímica cuando se comparó con la identificación genética fue del 55.9% cuando se realizó con pruebas convencionales de laboratorio y del 32.4% cuando ésta se realizó con el sistema automatizado Vitek incluyendo las pruebas complementarias recomendadas por este sistema, hidrólisis de la esculina, producción de ácido a partir de glucosa, beta hemólisis en gelosa sangre y crecimiento en NaCl al 6% .

Aunque las técnicas moleculares en la actualidad no están popularizadas entre los laboratorios de diagnóstico y estos métodos se reservan para su aplicación en la investigación y enseñanza, es importante insistir sobre la utilidad, que para los microbiólogos clínicos representa el conocimiento de los métodos genotípicos para la identificación y/o tipificación de algunos géneros fastidiosos en términos de taxonomía y epidemiología, tal como es el caso de Aeromonas.

Este trabajo pretende dar a conocer el género y la importancia que tiene la correcta identificación de las especies, ya que esto sin duda es la clave para que los resultados obtenidos desde cualquier punto de vista tengan validez, puedan ser interpretados y comparados adecuadamente para así dar pasos firmes y avanzar sobre el conocimiento del género. Por lo anterior, se sugiere a los laboratorios clínicos que realicen la búsqueda de estas tres especies, tomando siempre en consideración que para analizar los resultados con fines que no sean de reporte en clínica diagnóstica es necesario realizar la confirmación con pruebas genéticas como el RFLP 16S rDNA. Recomendamos que cuando los aislamientos se identifiquen con un sistema miniaturizado comercial como el API o con un sistema automatizado

como Vitek GNI-CARD y BBL Crystal DD Enteric/Nonfermenter, se efectúen las pruebas complementarias recomendadas por estos sistemas ya que se ha reportado que las bases de datos de estos equipos sólo contemplan tres especies y en la mayoría de las ocasiones dan un informe combinado A. hydrophila/A. caviae o A. hydrophila/A. sobria. Sin embargo debe tenerse en cuenta que estos sistemas con o sin pruebas complementarias tienden a identificar la mayoría de cepas

incorrectamente como A. hydrophila probablemente ésta sea una de las razones de la inmerecida importancia que se ha atribuido a esta especie frente a otras especies con mayor incidencia en clínica, por lo que los resultados no deben considerarse fiables.Si se trata de un reporte interesante las cepas deberían remitirse para su correcta identificación a un laboratorio de referencia en Aeromonas. Adicionalmente es importante no reportar los aislamientos de muestras clínicas identificados por estos sistemas como A. sobria por tratarse de una terminología incorrecta para referirse al biotipo sobria de la especie A. veronii. A. sobria sensu stricto es una especie principalmente de origen ambiental mientras que el biotipo sobria está frecuentemente involucrado en cuadros clínicos diarreicos.

ECOLOGÍA

El género Aeromonas se reconoce desde hace más de 100 años como patógeno de reptiles y de otros animales de sangre fría (poiquilotermos); sin embargo, en los años 70 los miembros de este género se consideraron enteropatógenos y causantes de infecciones cutáneas y diseminadas (infecciones de heridas, septicemia,

mionecrosis, meningitis, peritonitis, endocarditis) principalmente en personas inmunodeprimidas pero también en pacientes sin deficiencias inmunológicas aparentes. Estos microorganismos considerados autóctonos del medio acuático se encuentran ampliamente diseminados en hábitats naturales como suelo, agua potable, aguas negras, aguas contaminadas, ríos, lagos y mar. Este hecho es significativo, ya que se han descrito varios casos de infecciones primarias o secundarias de heridas superficiales o cutáneas después del contacto con agua contaminada con Aeromonas. las manifestaciones clínicas de las infecciones cutáneas son muy variables desde una celulitis moderada a una mionecrosis masiva fulminante.Un

hecho de trascendencia es que Aeromonas se ha aisladoen aguas potables cloradas o no cloradas e incluso en aguas embotelladas.La mayoría de los sistemas de tratamiento de agua potable son capaces de reducir la concentración de Aeromonas por debajo de 1UFC/100 mL, no obstante, cuando los niveles de materiaorgánica aumentan se inactivan los niveles de cloro yestas bacterias pueden crecer e incluso colonizar los sistemas de abastecimiento, formando biofilms. En el agua tratada, pueden llegar a alcanzar concentraciones de 103 UFC/100 mL.

El aislamiento del género Aeromonas de muestras de agua depende de diversos factores, algunos de ellos son: la estación del año, la concentración de materia orgánica, el oxígeno disponible, los niveles de cloro y la salinidad. Los coliformes fecales son indicadores de contaminación fecal y se utilizan para evaluar la calidad sanitaria del agua, y poder determinar si es o no potable. Aeromonas se ha aislado en aguas en las que no se han detectado coliformes indicándose en consecuencia que su presencia no se correlaciona con la de estos indicadores. Algunos autores consideran que Aeromonas podría considerarse como un indicador del

funcionamiento del sistema de tratamiento y potabilización del agua. Estos microorganismos también se han aislado en una gran variedad de alimentos: productos cárnicos, pescado, mariscos, alimentos preparados, productos de pastelería, verduras, leche y derivados lácteos por lo que algunos autores consideran que Aeromonas debería incluirse en la lista de microorganismos que pueden actuar como agentes causantes de toxoinfecciones alimentarias.

Se han descrito diversas especies del género Aeromonas asociadas a numerosas patologías de peces de interés en acuacultura, provocando pérdidas económicas significativas. A. salmonicida es considerada el principal agente etiológico de furunculosis en diferentes especies de peces, entre las que se incluyen salmón, trucha, rodaballo, pez oro, pez blanco y otros, causando una importante mortalidad, A. hydrophila y A. jandaei son causantes de aeromoniasis en pez gato y anguilas.

VÍAS DE TRANSMISIÓN

A pesar de que existen evidencias que asocian los alimentos como el vehículo de transmisión de las infecciones gastrointestinales causadas por los miembros del

género Aeromonas son pocos los brotes alimentarios documentados. Altwegg en 1991,describió un brote de gastroenteritis por consumo de un “cocktail” de camarones y existen otros brotes documentados siendo el más notable el reportado por Abeyta y colaboradores en 1986, en donde hubo 472 casos asociados al consumo de ostras en Louisiana, USA. El consumo de agua y/o alimentos contaminados así como el contacto directo del agua con heridas han sido consideradas clásicamente las fuentes de infecciones cutáneas y gastrointestinales por Aeromonas. Se ha observado, que la concentración de estos microorganismos varía en las estaciones del año, obteniéndose los mayores recuentos cuando la temperatura ambiente supera los 20ºC, esta frecuencia aumentada corresponde a la época del año en que hay mayor incidencia de cuadros diarreicos, lo que apoya la hipótesis de considerar que el agua y los alimentos, en estos periodos, son los principales vehículos de transmisión de Aeromonas.

FACTORES ASOCIADOS A LA VIRULENCIA

Aunque se han realizado numerosos estudios para elucidar el o los mecanismos de patogenicidad en las infecciones causadas por Aeromonas, no se ha logrado la conciliación de los resultados para establecer dicho mecanismo de forma contundente. Sin embargo, se han identificado un gran número de estructuras y enzimas extracelulares que parecen tener un papel importante en la patogenicidad de las infecciones intestinales y sistémicas.

Algunos de los factores asociados a virulencia se han identificado y caracterizado en estudios in vivo e in vitro, lo que ha permitido conocer su función biológica y comparar la similitud genómica que pudiera existir con otros factores de virulencia descritos en otros agentes bacterianos. A continuación se realiza una descripción breve de las estructuras asociadas a la virulencia:  Cápsula. Algunos estudios han demostrado la presencia de cápsula en algunos serogrupos de A. hydrophila y aunque se cuenta con poca información sobre su composición y su posible relación con patogenicidad, existen trabajos preliminares que reportan que las cepas no capsuladas son menos virulentas para el ratón que las capsuladas.

 Capa S. Esta estructura de naturaleza proteica, se involucra en la unión de la bacteria a los componentes celulares de la célula huésped y confiere resistencia a las propiedades bactericidas del complemento, por lo que se considera un importante factor de virulencia.  Lipopolisacárido (LPS). Se reconocen al menos 97 serogrupos distintos entre las Aeromonas en base a los antígenos presentes en la región O del LPS. Se ha demostrado que los serotipos O:34, O:11 y O:16 son los más prevalentes en diversas áreas geográficas y se relacionan particularmente con infecciones sistémicas y a algunos casos de gastroenteritis.  Pili. Se han descrito tres tipos de pili: los pili de tipo I, descritos en A. hydrophila, con una composición en aminoácidos muy similar a los pilis tipo I de E. coli; los pilis tipo IV descritos en A. hydrophila, A. caviae y A. veronii, que pueden formar bucles (Bfp) y expresarse conjuntamente con pilis tipo I; y el tercer tipo se denomina mini-pili, y está constituido de una pilina que guarda gran semejanza con la pilina Cep de V. cholerae. La adherencia mediada por estos pilis se ha ensayado en conejos y en diferentes líneas  celulares eucarióticas, describiéndose que la adhesión mediada por pilis favorece el proceso de colonización de estas bacterias.  Proteínas de membrana externa (OMP). La caracterización de las OPM de Aeromonas es limitada. La purificación y caracterización parcial de éstas, revela tres diferentes proteínas y se está investigando la posibilidad de que algunas tengan propiedades formadoras de canales. Se ha identificado una OMP de 34 kDa en A. caviae que está implicada en  adherencia in vitro a células intestinales.Las Aeromonas también producen una gran cantidad de enzimas extracelulares que degradan activamente complejos proteicos, polisacáridos, mucopolisacáridos y moléculas que contienen lípidos. Estas enzimas son útiles en la identificación de la bacteria, en sus funciones fisiológicas y son considerados  frecuentemente factores asociados a la virulencia, en éste y en otros géneros bacterianos.

 Hemolisinas. La caracterización de las hemolisinas se ha dificultado por la terminología múltiple con la que han sido descritas por los distintos autores. La hemolisina originalmente denominada aerolisina es la beta hemolisina

prototipo para el género, su secuencia de aminoácidos es parcialmente semejante a la de la toxina α de Staphylococcus aureus y con la enterotoxina A. de Clostridium perfringens. La aerolisina se caracteriza porla formación de poros en la membrana de las células huésped (efecto citolítico) y por producir acumulación de fluidos en diversos modelos animales, por lo cual se le asocia con la producción de cuadros de gastroenteritis.  Enterotoxinas citotónicas. Este tipo de toxinas se distinguen in vitro de las aerolisinas y β-hemolisinas por su capacidad de producir elongación de las células pero no lisis. Se han descrito dos tipos de actividad citotónica, una asociada al incremento del adenosil monofosfato cíclico (AMPc) pero que no se parece estructuralmente a la toxina colérica y el segundo tipo que tiene un mayor grado de homología con la toxina colérica. Estas toxinas se asocian con la producción de diarrea acuosa.  Proteasas. Éstas son capaces de degradar diferentes compuestos como albúmina, fibrina, gelatina y elastina. Una misma cepa puede producir diversas proteasas. Sin embargo, sólo algunas actividades enzimáticas se han caracterizado y la mayoría de estos estudios se han realizado en A. hydrophila. Los dos principales tipos de proteasas son las metaloproteasas y las serina proteasas. Las proteasas pueden jugar un papel importante en el mantenimiento de las infecciones en heridas de humanos y en las lesiones de piel de peces.  Lipasas. Éstas actúan como hidrolasas sobre los lípidos de membrana, y se han descrito cuatro lipasas diferentes, sin embargo sólo dos, la

glicerofosfolípido colesterol aciltransferasa (GCAT) y la lecitinasa-fosfolipasa C (Plc) se han asociado con patogenicidad en peces, líneas celulares y ratones, aunque aún no se ha descrito el papel que éstas tienen en las infecciones en humanos.

 Desoxirribonucleasas. Se han descrito al menos tres de estas proteínas, se desconoce la posible función que pueden desempeñar en la patogenia de Aeromonas. Sin embargo en otros géneros como Streptococcus, las nucleasas extracelulares son consideradas de gran importancia para el establecimiento y desarrollo de la infección.

 Sideróforos. Son compuestos con una alta afinidad por el hierro y que son sintetizados bajo condicionesde estrés por las bacterias, para competir por este crítico elemento, cuando su concentración está limitada. Algunas cepas de A. hydrophila y A. caviae sintetizan un sideróforo denominado amonobactina, sin embargo no se ha corroborado desarrollo de la infección. si lo producen durante el

TRATAMIENTO

Las Aeromonas producen metalobetalactamasa, betalactamasas que hidrolizan cefalosporinas y betalactamasas que hidrolizan carbenicilina según la clasificación de Bush-Jacoby- Medeiros. Por lo tanto son resistentes a antibióticos betalactámicos como la penicilina, ampicilina y cefalotina. la mayoría de las cepas eran sensibles a cefalosporinas de segunda y tercera generación así como a las quinolonas, presentando una resistencia variable a los aminoglucósidos y a los macrólidos. Estos resultados evidenciaron que las cefalosporinas y quinolonas pueden utilizarse de forma segura para el tratamiento de las infecciones causadas por las Aeromonas y en caso de requerirse por infección de larga evolución o crónica, así como en individuos inmunocomprometidos. En general los cuadros diarreicos en individuos sanos son autolimitantes y curan en pocos días con dieta y rehidratación oral en niños.

ANTECEDENTES Indicadores microbiológicos de contaminación de las fuentes del agua Mireya del Pilar Arcos Pulido, Sara Lilia Avila, Sandra Monica Estupiñan Torres, Aura Cristina Gomez Prieto

El crecimiento de la población a nivel mundial ha incrementado los niveles de contaminación. Esta contaminación esta relacionada con el vertido de agua de desecho de origen domestico e industrial a los cuerpos de agua. En el caso de los residuos de origen domestico, la carga contaminante esta representada por altos porcentajes de materia organica y microorganismo de origen fecal. El control de la calidad microbiológica del agua de consumo y de desecho, requiere de análisis dirigidos a determinar la presencia de microorganismos patógenos; los agentes involucrados en la transmisión hídrica son las bacterias, virus y protozoos, que pueden causa enfermedades con diferentes niveles de gravedad, desde

gastroenteritis simple hasta casos fatales de diarrea, disentería, hepatitis o fiebre tifoidea. El diagnostico de estos microorganismos, requiere laboratorios

especializados y representa varios días de análisis y costos elevados. Como alternativa a estos inconvenientes, se ha propuesto el uso de indicadores microbianos que se puedan identificar mediante el uso de métodos sencillos, rapidos y económicos. El diagnostico y posterior recuperación de las fuentes de agua naturales contaminadas, debe hacerse además, teniendo en cuenta las implicaciones que en términos ecológicos y sanitarios representa la degradación del recurso. En este sentido, las microalgas perifiticas se constituyen como buenos indicadores del estado trofico de los ecosistemas y responden a los disturbios ocurridos modificando su estructura en cuanto a composición y abundancia se refiere. Este trabajo hace una revisión de los principales bioindicadores de contaminación y su significado en la evaluación de la calidad del agua.

MICROBIOLOGIA DEL AGUA, CONCEPTOS BASICOS Maria C. Apella y Paula Z. Araujo

El agua, alimento esencial para los animales incluido el hombre, frecuentemente actúa como vehículo de transmisión de microorganismos entéricos. La materia fecal puede accidentalmente alcanzar una fuente de abastecimiento, siendo la forma más común el ingreso a través de los sistemas de pozo ciego a napas profundas. El Código Alimentario Argentino (CAA), la Organización Mundial de la Salud (OMS) en sus Guías para la calidad del agua potable, la Directiva 98/83/CE1 y otras normas internacionales, establecen o recomiendan requisitos de calidad para el agua de consumo humano. En general, la normativa establece que el agua es apta bacteriológicamente para consumo si se encuentra exenta de microorganismos patógenos de origen entérico y parasitario intestinal. Ellos transmiten enfermedades tales como salmonelosis (Salmonella), shigelosis (Shigella), colera (Vibrio Cholerae), amebiasis (Entamoeba histolytica), alteraciones gastrointestinales (Aeromonas mesófilas, Helicobacter pylori, Campylobacter); giardiasis (Giardia lamblia), cristosporidiosis (Crystosporidium), esquistosomiasis (Schistosoma), desórdenes hepáticos (virus de hepatitis), etc. La presencia de microorganismos patógenos en el agua de bebida es un riesgo que se incrementa en las áreas marginales de mayor densidad poblacional o en zonas sin disponibilidad de agua potable. La seguridad que un agua contaminada puede ser causal de enfermedades, ha conducido a la necesidad de controlar rutinariamente la calidad microbiológica de muestras de diversos orígenes. Los controles rutinarios de la totalidad de los microorganismos hídricos, potencialmente riesgosos para la salud, resultan difíciles de llevar a cabo debido a la gran variedad de bacterias patógenas cultivables, a la complejidad de los ensayos de aislamientos

y a la presencia en baja concentración de varias especies altamente agresivas, sin que el orden detallado indique prioridad. Por esta razón, los análisis bacteriológicos apuntan a la búsqueda de microorganismos indicadores de contaminación fecal y se centralizan en la cuantificación de coliformes. Este grupo está integrado por enterobacterias, siendo Escherichia coli el indicador universal de contaminación fecal.

MICROORGANISMOS

INDICADORES

DE

LA CALIDAD

DEL

AGUA DE

CONSUMO HUMANO EN LIMA METROPOLITANA Edgar Orlando Marchand Pajares

El peligro mas

común con relación al agua de consumo humano es el de su

contaminación, directa o indirectamente, debido a la acción de aguas residuales, excretas de hombres y animales, además de factores fisicoquimicos y ambientales. El presente trabajo tuvo como objetivos mejorar los requisitos existentes para perfeccionar los estandares de calidad del agua de uso humano; aislar otros posibles microorganismo indicadores de la calidad microbiana del agua y evaluar la calidad microbiológica del agua de consumo humano en lima metropolitana. El trabajo se efectuo entre junio y diciembre del año 2000. Se analizaron 224 muestras de agua del sistema de almacenamiento y distribución de agua en inmuebles y 56 muestras de agua provenientes de pozo. De estas, 40 (17,86%) muestras de agua de inmuebles y 41 (73,68%) muestras provenientes de pozos no cumplieron las normas microbiológicas.

Ademas de los indicadores tradicionales se encontró Pseudomonas aeruginosa y Estreptococos fecales, hallándose estos microorganismo en muchos de los casos, en ausencia de coliformes. Se concluye que estos dos microorganismos indicadores pueden ser utilizados como indicadores complementarios de la calidad del agua de uso humano.

Determinación

de

microorganismos

indicadores

de

calidad

sanitaria.

Coliformes totales, coliformes fecales y aerobios mesófilos en agua potable envasada y distribuida en San Diego, estado Carabobo, Venezuela.

El consumo de agua potable envasada contaminada con microorganismos patógenos puede ocasionar enfermedades de origen entérico. El objetivo de este trabajo fue determinar y comparar, mediante dos métodos de análisis, la presencia de microorganismos indicadores de calidad sanitaria, tales como coliformes totales, coliformes fecales y aerobios mesófilos, en dos marcas comerciales de agua potable, distribuidas en San Diego, estado Carabobo, Venezuela. Para ello se recolectaron 30 muestras de agua potable en presentación de bidones de 20 litros de capacidad, divididas en 15 muestras marca A y 15 marca B. Para la identificación microbiológica se emplearon el método rápido Petrifilm y el método tradicional de siembra en profundidad según las especificaciones del Método Estándar para el Análisis de Aguas Potables y las normas nacionales COVENIN. Los resultados obtenidos no mostraron diferencias significativas para el recuento microbiológico de coliformes totales y de aerobios mesófilos, por el método tradicional de siembra en profundidad y el método rápido de siembra en placas Petrifilm (r = 0,9), para las marcas de agua A y B (p = 0,5). Tres muestras (13%) presentaron recuentos menores de 10 µfc/ml para coliformes totales para la marca de agua A, y siete (47%) para la marca B. Ninguna muestra presentó coliformes fecales. En conclusión, ambos métodos siguen siendo de elección para el análisis de agua potable envasada, y aunque el método de Petrifilm presente ciertas ventajas con respecto al método tradicional de siembra en profundidad, este último sigue siendo el más utilizado en la mayoría de los laboratorios de análisis microbiológicos. Ambas marcas de agua potable presentaron recuentos microbiológicos fuera de especificaciones, según las recomendaciones de las normas respectivas, por lo que su consumo puede representar un riesgo para la salud del consumidor.

Situación de la calidad de agua para consumo en hogares de niños menores de cinco años en Perú, 2007-2010

Objetivo. Estimar la proporción de niños menores de cinco años con acceso a agua de calidad y su comportamiento en función de la localización geográfica, abastecimiento de agua y situación de pobreza. Materiales y métodos. Encuesta continua (transversal repetida), por muestreo aleatorio multietápico, del universo de niños menores de cinco años residentes en el Perú. Se evaluó la presencia de cloro libre en muestras de agua para consumo en los hogares de 3570 niños (Lima metropolitana 666, resto de costa 755, sierra urbana 703, sierra rural 667 y selva 779). Se evaluó la presencia de coliformes totales y E. coli en muestras de agua de 2310 hogares (Lima metropolitana 445, resto de costa 510, sierra urbana 479, sierra rural 393 y selva 483). Resultados. La proporción nacional de niños menores de cinco años que residen en hogares con cloro libre adecuado en el agua para consumo, alcanza a 19,5% del total, mientras que la correspondiente a agua libre de coliformes y E. coli asciende a 38,3%. Existe una marcada diferencia de los resultados por área de residencia (los ámbitos más afectados fueron sierra rural y selva), red pública domiciliaria dentro de la vivienda y quintiles de

ingreso. Conclusión. Existe una gran desventaja en los niños menores de cinco años provenientes de hogares pertenecientes al área rural y en extrema pobreza, para acceder al consumo de agua de calidad. Esta situación representa un serio problema para el control de las enfermedades diarreicas y la desnutrición infantil.

Detección de parásitos intestinales en agua y alimentos de Trujillo, Perú

Las enfermedades transmitidas por alimentos (ETA) constituyen uno de los problemas de salud más extendidos en el mundo contemporáneo y son un factor de gran importancia en la reducción de la productividad económica (1), debido a que determinan una alta tasa de morbilidad afectando la salud y calidad de vida. Son muchos los organismos incluyendo bacterias, virus y parásitos que infectan a los

seres humanos y causan enfermedades específicas después de que se ingieren en alimentos contaminados (2). La mayoría de los parásitos intestinales se transmiten por contaminación del ambiente y en este aspecto, el agua y los alimentos juegan un papel importante. Si las heces no se eliminan de manera apropiada, los quistes, ooquistes y huevos de los parásitos intestinales pueden quedar en el ambiente de las casas o contaminar fuentes de agua o cultivos regados con aguas residuales (3). Por lo que se estima que 4% del total de muertes en el mundo se deben a problemas relacionados al agua, desagüe e higiene (4). Por su apreciable contenido de ácido ascórbico, carotenos y fibra dietética, los vegetales son ampliamente recomendados como parte de la dieta diaria. Diversos estudios de campo y laboratorio, han mostrado que los patógenos presentes en la tierra de cultivo en las aguas de irrigación de vegetales pueden sobrevivir hasta por dos meses, periodo suficiente para que alcancen en forma viable al consumidor (5). Este problema no solo afecta a los países en vías de desarrollo. Estudios procedentes de países desarrollados indican que la mayoría de las aguas superficiales tienen niveles de contaminación parasitaria que deben ser

considerados en los procesos de tratamiento y desinfección del agua de consumo humano (6,7). Se estima que el 60% de los casos de giardiasis ocurridos en Estados Unidos han sido transmitidos por vía hídrica (7). En Perú, las prevalencias de enteroparasitosis alcanzan valores muy elevados, tal como muestran los trabajos recientemente realizados (8,9). Las elevadas prevalencias, son reflejo de los bajos niveles de vida y de las condiciones deficientes de saneamiento ambiental y hábitos higiénico-alimentarios (10). El presente estudio tuvo como finalidad determinar el grado de contaminación por enteroparásitos en muestras de agua y alimentos recolectados en diferentes distritos de la provincia de Trujillo, Perú.

Vibrio cholerae No O1 en muestras de aguas no cloradas consumidas por pobladores de las localidades de Santa y Coishco (Ancash), 2003 - 2004

objetivo: Identificar la presencia de Vibrio cholerae en muestras de agua no cloradas para consumo humano en las localidades de Santa y Coishco. Materiales y métodos:Entre julio de 2003 a junio de 2004 se tomaron muestras de agua, en forma semanal, provenientes de siete pozos con bomba manuable y de seis pozos con reservorio. A cada muestra de agua se le midió in situ el cloro residual mediante un comparador de cloro Hatch, método colorimétrico, usando para ello las pastillas DPD 1. En las muestras con cloro <0,05mg/L se realizó el cultivo según los manuales de procedimientos del Instituto Nacional de Salud (INS, Lima). Las cepas aisladas se enviaron al INS para confirmación diagnóstica y pruebas

serológicas. Resultados: Se incluyeron 308 muestras de agua para consumo humano en ambos distritos (201 de pozos con bomba manuable y 107 con reservorio). Se realizó el aislamiento en 70(22,7%) muestras: Aeromonas caviae 34(11,0%), Aeromonas hidrophyla 17(5,5%) y Vibrio cholerae No O1 19(6,2%), no se encontró V. cholerae del serotipo O139. El Vibrio cholerae No O1 se aisló en 11(5,5%) muestras de pozos con bomba manuable y en 8(7,4%) pozos con reservorio, respectivamente. Conclusión: El agua de consumo humano proveniente de pozos tubulares representa un reservorio potencial para bacterias como Aeromonas y Vibrio cholerae, resaltando la necesidad de realizar la desinfección correspondiente de ésta antes de su consumo. HIPOTESIS

OBJETIVOS GENERALES  General: Evaluar la calidad del agua corriente del HOSPITAL NACIONAL HU

OBJETIVOS ESPECIFICOS  Específicos: Determinar si el agua contiene microorganismos patógenos (Aeromonas). Aislar y determinar la presencia de Aeromonas.

METODOLOGIA. Toma de muestras: El estudio se realizará con muestras de agua potable, de puntos fijos como: cisternas, caños, filtros, tanques de almacenamiento, tomando muestras semanalmente de las instalaciones de” Hospital Nacional Hipólito Unanue” de la ciudad de Lima. Las muestras de agua se tomarán en: - Frascos estériles de plástico para análisis microbiológico - Frascos de vidrio ámbar para análisis de micro contaminantes orgánicos Una vez tomadas las muestras se transportarán hasta su recepción en el laboratorio Para el enriquecimiento de las muestras se empleará un medio consistente en agua peptonada concentrada. Para el aislamiento e identificación bacteriana se sembrará en placas con agares selectivos y diferenciales. Finalmente se realizaran tinciones de Gram. Para el posterior análisis microbiológico. Para el presente estudio se han seleccionado hospital nacional Hipólito Unanue” el cuales están verificados por el Reglamento de Organización y Funciones de Salud. El muestreo se realizará durante el periodo de Junio del 2011 y Agosto de 2011.

OPERACIONALIZACIÓN DE VARIABLES:

VARIABLE

DEFINICIÓN OPERACIONAL

TIPO DE VARIABLE

CATEGORIZACIÒN

Antibiograma

Medición de los halos formados, para determinar el grado de resistencia de los microorganismos.

CUANTITATIVA

Agua Potable

Agua utilizada para el lavado de manos o para el uso de los mismos trabajadores del hospital. Antes de su utilización.

Cualitativa

N

Agua Filtrada

Agua que fue usada y es filtrada para proceder a su cultivo.

Cualitativa

N

Agar Nutritivo con TSA

Medio de cultivo utilizado para propósitos de hallar el grado de resistencia de los microorganismos a los antibióticos usados normalmente en la práctica medica

Cualitativo

N

POBLACION Y MUESTRA

El Ministerio de Salud tiene diferentes Instalaciones de atención estatal, entre ellos Hospitales el cual será verificados por el Reglamento de Organización y Funciones de Salud. La población será el ” H OSPITAL NACIONAL HIPOLITO UNANUE”

Hospital Nacional "Hipólito Unanue" http://www.hnhu.gob.pe (Nueva Dirección Web) Av. Cesar Vallejo 1390-El Agustino Central Telf: 362-7777 Fax : 362-8619 Telf. Emergencia: 362-0514 CRONOGRAMA

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->