P. 1
Cap 9.El Desequilibrio Natural Del Sistema Muscular

Cap 9.El Desequilibrio Natural Del Sistema Muscular

|Views: 173|Likes:

More info:

Published by: Jose Antonio Bageneta Torrado on Jun 10, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

06/10/2012

pdf

text

original

EL DESEQUILIBRIO NATURAL DEL SISTEMA MUSCULAR.

Por Georges A. HALATAS Kinesioterapeuta - Lyon (Francia).

1

EL DESEQUILIBRIO NATURAL DEL SISTEMA MUSCULAR.
Causas ________________________________________________________________ 3 Mecanismos del desequilibrio________________________________________ 5 Consecuencias de ese desequilibrio ________________________________________ 9 Tratamientos _________________________________________________________ 29 Técnicas de reequilibrio _____________________________________________ 34

Técnicas posturales para el auto-reequilibrio global ____________________________ 39

En este estudio solo será considerado el desequilibrio natural del sistema muscular. Insistimos sobre el término "NATURAL", refiriéndonos a los "perjuicios" causados por el envejecimiento. Dejamos de lado a todas las formas de desequilibrios debidas a traumatismos o a patologías que intervengan sobre la armonía del esqueleto. 2

Estudiaremos el esquema corporal mas difundido, aquel que menciona a las tres curvaturas antero-posteriores de las columna vertebral: lumbar, dorsal y cervical; y las tres angulaciones a nivel de los miembros inferiores: inguinal, poplítea y la tibio-pedia, y sus variantes mas frecuentes sabiendo que existirán diferencias morfológicas hasta el infinito, con sus consecuencias especificas. Examinaremos a cada una de las causas de esos desequilibrios, sus mecanismos y consecuencias, para finalmente proponer las soluciones terapéuticas. Este estudio esta basado en largas y minuciosas observaciones del cuerpo humano y su evolución a través del tiempo, el movimiento frente a los elementos naturales, entre ellos la fuerza de gravedad. Estas observaciones fueron enriquecidas por numerosas literaturas científicas, han permitido resultados terapéuticos que parecen convincentes, vistos los resultados obtenidos.

I – LAS CAUSAS:
Hemos puesto en evidencia una lista de las causas esenciales que tienen la naturaleza constitucional del esqueleto, la orientación de la mirada, las costumbres posicionales, la gravedad y la inigualdad de los sistemas musculares. Pero hay que admitir que esa lista no es exhaustiva. A – NATURALEZA DE LA CONSTITUCIÓN DEL ESQUELETO: El esqueleto esta construido de tal manera que favorece los gestos anteriores. En efecto existe una sucesión de "bisagras" en el esqueleto en donde el sentido de apertura y cierre de esas bisagras siempre favorecen a una movilización en el sentido anterior, la organización del sistema muscular facilita esa dinámica hacia adelante mucho mas que para los desplazamientos en otras direcciones. B – ORIENTACIÓN DE LA MIRADA: Abierta a 180° hacia adelante, ella favorece los gestos en dirección anterior, siempre predominante y la utilización del sistema muscular se realizaran, cotidianamente, en los ángulos de visión y movimiento idénticos, de manera repetitiva. C – COSTUMBRES POSICIONALES: Estos factores favorecen el desequilibrio, están determinadas por las costumbres posicionales deportivas, profesionales, de recreación o las posiciones ligadas al temperamento de cada individuo (por ejemplo en una persona tímida, la posición es de temor, la espalda encorvada, los hombros hacia adelante, etc.) Estos tres parámetros constituyen de hecho las primeras causas del desequilibrio. Otros dos elementos importantes que juegan un rol importante y activo en el proceso de desequilibrio muscular, bajo la dependencia de los tres anteriormente citados, constituyen las verdaderas causas desencadenantes del fenómeno de envejecimiento: la fuerza de gravedad y el movimiento. Sus implicaciones serán primordiales en el proceso citado, generando el desequilibrio fisiológico del sistema muscular. D – LA FUERZA DE GRAVEDAD: La famosa gravedad, puesta en evidencia por NEWTON, y de la cual no conocemos su origen, hasta la actualidad, continua aplastándonos todos los días. Nosotros luchamos contra ella toda la vida; pero ella acabara por enterrarnos algún día. Los efectos de la gravedad y del movimiento 3

han conocido una tentativa de medición por nuestro equipo del Servicio de Ortopedia en la Clínica de los Cedros (GRENOBLE) con el apoyo del Dr. Jean-Claude PANISSET y Jacques BOUTIN (kinesioterapeuta). Este equipo ha aplicado a 200 recién nacidos los test de rigidez (LASEGUE). Los resultados durante 4 años han donado importantes datos: 1) Existen 40° de separación entre los bebés mas flexibles y los bebés mas rígidos (esto demuestra las diferencias de origen genético entre los seres humanos, ya desde el nacimiento). 2) Las mujeres son más flexibles que los varones (5° a 6° de diferencia). 3) Entre la maternidad y la escuela maternal (4 años) los mismos bebés pierden su flexibilidad, en promedio unos 14°. Este periodo corresponde a la verticalización progresiva del bebé, afrontando a la gravedad y los movimientos propios de su actividad física. E – DESIGUALDAD DE LOS SISTEMAS MUSCULARES: Esto se pone en evidencia entre las cadenas musculares anteriores y posteriores. De hecho las 2 cadenas musculares son totalmente diferentes, tanto en el plano fisiológico como en el plano estructural. * Sobre el plano fisiológico, las cadenas anteriores son mucho mas ricas en "fibras rápidas" de contracción dinámica que nos propulsan hacia adelante, en comparación con las cadenas posteriores que tienen un porcentaje mas elevado de las llamadas "fibras lentas" de contracción estática que se encargan de sostener al cuerpo luchando contra la gravedad, para mantener la estática del esqueleto. Las cadenas ricas en fibras "dinámicas" favorecen los movimientos, la impulsión. Ellas son más rápidamente fatigables que las fibras lentas. Las cadenas provistas de un mayor numero de fibras "estáticas" se oponen a la acción de sus antagonistas para controlar y mantener una distancia correcta entre ellas y el centro de gravedad. Esta oposición entre los diferentes tipos de fibras musculares constituye una garantía para el equilibrio del cuerpo. * Sobre el plano estructural, es sobre todo a nivel del tronco en donde se encuentra la más grande diferencia entre las 2 cadenas, porque a nivel de los miembros inferiores, la simetría es perfecta, los músculos tienen los mismos puntos de anclaje óseo a nivel del fémur, a nivel de la tibia y de los huesos pedíos. A nivel del tronco, siguiendo el contorno del esqueleto (de perfil), observamos que los músculos posteriores tienen puntos de inserción a lo largo de todo su trayecto. Desde arriba, ellos se anclan al cráneo, a la columna cervical, a las costillas, vértebras dorsales, omoplatos, vértebras lumbares y la pelvis. Cuando seguimos el trayecto de las cadenas anteriores, ellas tienen puntos de anclaje simétricos a nivel del rostro, de la columna cervical, sobre la parrilla costal hasta las últimas costillas y el apéndice xifoides. A continuación se descubre una solución de continuidad del esqueleto, desde la base de la parrilla costal hasta las ramas pubianas. En todo ese trayecto los músculos no disponen de ningún punto de anclaje.

4

el esfuerzo no se resiente que en su mitad superior. no hace mucho tiempo que el hombre marchaba "a 4 patas". ellos son rojos y cualitativos en su mitad superior. la ausencia de puntos de anclaje. En el siglo XXI. Incluso en los atletas que ejercitan constantemente sus abdominales. esta banda muscular tendrá una resistencia limitada. Ellos cambian de color y se vuelven grises en su mitad inferior. Desde que él decidió adoptar la bipedestación. Ella ha comenzado la construcción de ese nuevo músculo a nivel de la parrilla costal. y su fisiología aun no terminada). Decimos parcialmente. el aspecto de "tabletas de chocolate" solo se percibe con claridad en la mitad superior y están casi ausentes más abajo del ombligo. porque debido a la longitud y ausencia de anclajes óseos. 5 . Serán necesarios algunos miles de años para que esta correa abdominal sea terminada y que ella desarrolle sus cualidades dinámicas sobre todo el trayecto y así reducir parcialmente el desequilibrio. la naturaleza ha pensado que seria útil reemplazar el tejido de sostén del abdomen por un músculo activo para equilibrar el tronco.DESEQUILIBRIO ANTERO-POSTERIOR: Esta solución de continuidad del esqueleto anterior del tronco va a jugar un rol esencial en ese equilibrio porque esa larga banda que constituye la pared muscular del abdomen representa una debilidad por los motivos citados anteriormente (su longitud.II – MECANISMOS DEL DESEQUILIBRIO: A . el se sitúa alrededor del ombligo. Esa mitad superior es mucho más rica en receptores sensitivos. De allí el hecho que durante los ejercicios abdominales. como un tejido teno-aponeurótico. Así. cuando abrimos el abdomen y descubrimos los músculos. De hecho.

levantarse de una silla o asearse. sosteniéndola por sus inserciones pubianas. esos músculos se atribuyeron un rol muy importante. ayudado por el conjunto de músculos anteversores: el psoasiliaco. la relación de fuerza esta largamente a favor de los músculos inferiores. mas numerosos y potentes. Así. que se servirán de esos músculos inferiores solo para marchar. Pero esa misma pelvis esta tensionada en su zona antero-inferior por el músculo más potente del cuerpo humano. ya que se necesita que participen en el equilibrio de la pelvis. Para agregar. y los diferentes aductores. incluso en las personas sedentarias. el sartorio.O. desde la época en la que el esqueleto se verticalizó. Sabemos que los músculos de los miembros inferiores son mucho más solicitados que los músculos abdominales. existe una ley de la física muscular que enuncia que "un músculo que trabaja se acorta". el cuadriceps. 6 .

las cargas. La columna vertebral entonces presentara. las cargas impuestas por la gravedad y/o el sobrepeso. imponiendo un movimiento de pivote sobre el eje que pasa por el centro de las cabezas femorales. cuando la persona dispone de una buena curvatura lumbar. Luego. por ejemplo en los hipotónicos. formando una curvatura a partir de C5 o C6. Esta anteversión de la pelvis. De entrada. D7-D8 y L5-S1. lo que conlleva a modificaciones de sus curvaturas. especialmente a nivel de C5-C6. Resultado: Los músculos inferiores en primer lugar inician la marcha. ella provoca un desplazamiento del cuerpo hacia adelante del centro de gravedad. o una acentuación de sus curvaturas. y provocando consecutivamente un descenso del pubis. va a generar una serie de reacciones pluri-factoriales en todo el esqueleto. El primer caso se observa en los sujetos que no presentan una resistencia muscular importante. que así constituyen la cima de la cifosis dorsal. que se transforman progresivamente en "rupturas" con angulaciones cada vez más netas. por motivo de la hiperpresión articular o discal. ya que el segmento dorsal superior se incurva hacia adelante a nivel de D7 o D8. incluso acentuada. a ese nivel. mediante una lordosis acentuada.En los deportistas la utilización de estos músculos será aun mucho más intensa y las consecuencias de esto será más que evidente. Existen zonas que se vuelven cada vez mas frágiles. en la búsqueda de un equilibrio gravitacional. por ello se produce una retracción del tronco para compensar. donde esta ultima presenta mas fenómenos dolorosos que las precedentes. o al contrario una disminución de estas y un proceso de rigidez gradual de los segmentos vertebrales. Sus cifo-lordosis se acentuarán con la edad. en lugar de repartirse. En efecto. en el segmento dorsal observamos el mismo fenómeno. Inversamente al caso de las "fracturas". que resulta consecuencia de todas las causas previamente citadas. siempre mencionando al centro de gravedad. la elevación del isquion y la horizontalización del sacro. El segundo caso se observa cuando existe una reacción muscular. como en los deportistas. el segmento superior de la columna opera de manera idéntica. A nivel de la cervical. se reparten sobre cada vértebra. se adicionan y son los últimos discos 7 . así cada una recibe una fracción de la carga. son los primeros que responden al acortamiento y tiran de a poco a las fosas iliacas anteriores y a las ramas pubianas hacia adelante. en donde la curva lumbar esta ausente. el músculo iliaco y el recto anterior.

rodillas y tobillos. de sus ángulos de funcionamiento y de las amplitudes de movimiento de las diferentes articulaciones. Esto genera un desequilibrio latero-rotatorio. Es el tipo de figura que conocemos como "espalda plana". El fenómeno inverso. Esa tercera curvatura la encontraremos a nivel de las rodillas. en donde una anteversión de la pelvis va a provocar una gran curva poco evidente que es la lordosis lumbodorsal. Existe una gran variedad de morfotipos que presentan curvaturas diversas. Lo mas frecuente se encuentra en los hipotónicos. vera girar progresivamente sus hombros para privilegiar la función del lado derecho. pero por debajo del nivel de la pelvis. se realiza a nivel de la cintura pelviana. que finaliza en una curva hacia adelante. así el hombro derecho se dirige hacia adelante y el hombro izquierdo reacciona dirigiéndose hacia atrás. Esas diferentes perturbaciones provocan una fragilización de todas las bisagras del esqueleto que reaccionaran de manera circunstancial. En efecto. Así la utilización prioritaria del miembro superior derecho generara un tono muscular mas 8 . y encontramos otras 2. moderada. justo hasta la inversión de las curvaturas.DESEQUILIBRIO ROTATORIO Y LATERAL: Al conjunto de esas deformaciones ántero-posteriores. esas son las personas que a menudo presentan "genu recurvatum". no existen mas de 2 curvaturas en la columna vertebral. una persona diestra. Existen fenómenos idénticos en la pelvis. Así. impuestos por el mismo mecanismo. respetando las leyes del equilibrio. Así los movimientos de rotación inversa de la cintura escapular y de la cintura pelviana se equilibran. Así. ya que existen solo 2 curvaturas en lugar de las 3 habituales. B . con modificaciones de las orientaciones de las superficies articulares. Asistimos entonces al fenómeno del envejecimiento y encontramos la explicación para la pérdida de altura corporal a medida que se envejece. que opera de manera preponderante con su brazo derecho. y son una compensación para la cifosis dorsal ausente. que es una cifosis dorso-cervical. siempre respetando el centro de gravedad. con el tiempo se agregaran los fenómenos de deformaciones rotacionales y/o laterales.intervertebrales y las ultimas articulares posteriores quienes asumen la casi totalidad de las cargas. En esta figura. asistimos al aumento de flexión de las caderas.

Estudiaremos cada una de las diferentes reacciones que ocurren por encima y por debajo de la pelvis. La hiper-solicitación de los músculos de ese miembro superior llevara a retracciones.CONSECUENCIAS DE ESE DESEQUILIBRIO: Los diferentes tipos de desequilibrio ántero-posteriores y latero-rotatorios van a generar diversas reacciones: ya al principio una pérdida del paralelismo de las superficies articulares con nefastas incidencias sobre todos los componentes de la articulación (cartílago. con desequilibrios ántero-posteriores y así aumentar la complejidad del mecanismo de equilibrio y sus consecuencias. Luego vendrán las reacciones secundarias a nivel de los órganos y sistemas neuro-vasculares. especialmente de los rotadores internos del hombro (descubriremos las razones en el capitulo de las consecuencias a nivel dorsal). La inclinación lateral izquierda y la rotación derecha de la columna cervical serán gradualmente menos cómodas. El punto de partida para éste estudio de consecuencias se hará a partir de la pelvis. III . Ese desequilibrio es más evidente en un deportista. el brazo (o el codo izquierdo) tocara primero el muro. capsula. a diferencia del derecho. ligamentos.). 9 . músculos. Así para un diestro. pidiendo al sujeto que se dirija contra un muro.importante a nivel de la cintura escapular y del brazo derecho y progresivamente se instalaran las retracciones musculares (acortamiento de los músculos por el uso excesivo) con una pérdida de la movilidad articular a ese nivel. y que eleve sus brazos verticalmente acercándolos después al muro (sin compensación lumbar) veremos que el brazo "hábil" es netamente deficitario. que practica un deporte en el que la utilización de uno de sus brazos es predominante. que permanecerá a distancia. Cuando medimos la laxitud de los hombros de un deportista. quien es la verdadera encrucijada del cuerpo humano y la real gestora del equilibrio general del esqueleto y de la distribución de los sistemas de compensación. Esos desequilibrios laterales rotatorios van a afectar a cada nivel del esqueleto. etc.

tejido fibroso.. capsulas. sufrirán lesiones y no podrán contener la presión del disco hacia atrás. la hernia puede romperse y así producirse la migración de su contenido en el saco dural. algún día el núcleo pulposo del disco será propulsado hacia atrás. Ellas sufren un pinzamiento en su zona póstero-inferior y un bostezo en su zona antero-superior. fibras del ligamento amarillo. ya sea brutalmente durante una flexión del tronco hacia adelante para levantar un objeto.A – CONSECUENCIAS SUPERIORES: a ) Bisagra lumbo-sacra: . fragilizadas y privadas de su resistencia elástica. lo que a su vez genera una compresión posterior. etc. Esas fibras deshidratadas. Durante una breve postura en flexión. la anteversión de la pelvis en torno al eje que pasa por el centro de los cotilos genera una horizontalización progresiva del sacro y una angulación lumbosacra cada vez más aguda.Un aplastamiento de los elementos fibrosos de esa zona póstero-inferior con las mismas consecuencias negativas (desvascularizantes) que para la zona posterior de los últimos discos lumbares. . 10 . fibras del ligamento común posterior. Esto toma progresivamente la forma de una hernia discal posterior.Un sufrimiento condral en la zona de hiperpresión (póstero-inferior) . sobre todo su resistencia elástica.Eventuales pinzamientos meniscales . . consecutivas a la compresión local. Así el núcleo es propulsado hacia atrás y en un primer tiempo es retenido dentro de una concavidad discal. con todo el cortejo de síntomas radiculares que acompañan a este fenómeno.Consecuencias articulares: Las articulares posteriores también pierden el paralelismo de sus superficies articulares. Esos fenómenos conducen a: . sufren un acortamiento y hundimiento progresivos con consecuencias desvacularizantes e isquemiantes a largo plazo.Consecuencias discales: Como hemos visto en el párrafo precedente. quien juega un rol de "garrot". Ese mecanismo genera una pérdida del paralelismo de los platillos vertebrales y un bostezo cada vez más importante en la zona anterior del disco. El accidente va a ocurrir. Las diferentes partes blandas posteriores: fibras discales. donde el volumen aumenta gradualmente. Esas fibras insuficientemente vascularizadas se deshidratan progresivamente y van perdiendo sus propiedades mecánicas.Una puesta en tensión de las fibras antero-superiores de la capsula articular y de los ligamentos anteriores. o ya sea insidiosamente durante una posición sentada prolongada en cifosis lumbar acentuada.

de allí las fugas de orina en caso de una falla del esfínter. También. la anteversión de la pelvis genera una puesta en tensión del fascículo inferior del ligamento ilio-lumbar. Por ejemplo el pasaje del nervio crural y de la arteria femoral (separados por la bandeleta ilio-pectínea) se reduce entre los músculos Psoas y Pectíneo y ello puede generar una neuralgia crural y/o un déficit vascular subyacente. que son músculos rotadores del fémur.Consecuencias ligamentarias: Independientemente de los ligamentos ligados a las articulaciones posteriores. Esta prominencia discal puede igualmente comprimir los vasos cercanos al agujero de conjugación. como veremos mas adelante. este puede constituirse en el sitio de compresiones progresivas del paquete vasculo-nervioso que se dirige a los miembros inferiores. despertando dolores a nivel de la espina iliaca póstero-superior. la anteversión de la pelvis provoca la flexión reaccional de las caderas y esto tiende a reducir el espacio bajo la arcada crural.Consecuencias musculares: La anteversión de la pelvis ejerce una puesta en tensión permanente de las fibras inferiores de los grandes rectos y de los oblicuos (retroversores de la pelvis) y de las inserciones de los diferentes músculos glúteos (retroversores) y de los isquiáticos. preponderantemente a nivel del músculo piramidal. . La anteversión de la pelvis contribuye igualmente al equilibrio de los pelvi-trocanteriano.: ciáticas). Las modificaciones de las diferentes relaciones inter-musculares generan contracturas reaccionales. puede despertar una reacción radicular idéntica. provocada por la rotación de los cuerpos vertebrales en el sitio de salida de un agujero de conjugación. forzando sobre todo a la vejiga. . Ella igualmente provoca una verticalización progresiva del piso pelviano y así una caída visceral hacia abajo. La vasta red de ligamentos sacro-ciáticos sufren igualmente las perturbaciones que se manifiestan por las sacralgias difusas.. una modificación de las relaciones entre los órganos abdominales y una molestia funcional crónica del tubo digestivo. La puesta en tensión de un ligamento. y así provocan la rotación externa de los miembros inferiores. donde el espasmo puede generar una compresión sobre una rama del nervio ciático y así provocar ciatalgias. 11 .Consecuencias orgánicas: La anteversión de la pelvis con alargamiento consecutivo de la banda abdominal favorece la ptosis abdominal y la tracción de los órganos hacia abajo. Así. así como la puesta en tensión ligamentaria puede provocar un estrangulamiento vascular y así originar problemas isquémicos y dolorosos. Los rotadores externos son más numerosos y potentes. lo que se acompaña de una distensión de los ligamentos suspensores de las vísceras.Consecuencias neuro-vasculares: Hemos visto que una prominencia discal puede provocar una compresión radicular (Ej. .

interespinales. los músculos posteriores del tronco. 12 . dorsal largo. La curvatura lumbar se transforma en una línea recta desde L5 hasta D7-D8. van a resistir tenazmente la tracción anterior de los anteversores de la pelvis. En el deportista.) ayudados por el dorsal mayor y el cuadrado lumbar. Esta bisagra lumbo-sacra se convierte en una verdadera "ruptura" en donde 2 fuerzas contrarias se oponen firmemente: los músculos posteriores del tronco y los anteversores de la pelvis se hacen frente en una misma línea recta.En el capitulo de los desequilibrios de la bisagra lumbo-sacra. y también se produce una angulación de L5-S1 que se asemeja a un ángulo recto. el caso del deportista merece una atención particular. sacro-lumbares inferiores. los espinales (espinales transversos. Consecutivamente se producirá un acortamiento del tronco. etc. pero con fuerzas en direcciones opuestas.

provocando lo que conocemos con el nombre de "espondilolistesis". mientras que en realidad el segmento lumbar suprayacente describe una línea recta. Esos istmos representan las zonas de menor resistencia y terminaran cediendo progresivamente. en donde una curvatura armoniosa servirá para repartir sobre cada vértebra una parte de las cargas generadas por el peso del cuerpo y la fuerza de gravedad. Esto es favorecido por el morfotipo (con frecuencia encontrados en los deportistas) que predispone la desaparición de la curvatura lumbar. Entonces es falso pensar que una curvatura genera lumbalgias. o mas raramente de L4. en lugar de repartirlas equitativamente. Esta línea recta adiciona las cargas al máximo sobre el último disco lumbar. el cual aparenta una curvatura. Generalmente una curvatura sirve para repartir las cargas. Así. y esto también ocurre a nivel lumbar.Se produce un efecto de cizallamiento a nivel de los istmos de L5. generando sobrecargas dolorosas y a la larga pueden generar la ruptura ósea. los micro-traumatismos repetitivos distribuidos por las vértebras superiores sobre el istmo de las vértebras inferiores. Estas se visualizan en las radiografías de 3/4 por el famoso signo del "collar del perrito". 13 . donde en su lugar se encuentra una "ruptura de ese puente armonioso". Estas lumbalgias se explican a partir de la ausencia de una curvatura armoniosa. El error proviene de la interpretación de la horizontalización del sacro.

por los motivos explicados anteriormente. en el lado del miembro superior más hábil. ya sea bajo la forma de una curvatura que se instala de D1 a D12. . Podemos considerar que las articulaciones costo-vertebrales. Pero las consecuencias discales y articulares serán menos frecuentes en la zona dorsal. Pero correlativamente.b) Bisagra dorsal: Los imperativos de respeto al centro de la gravedad generan una acentuación de la cifosis.Consecuencias discales: El fenómeno es inverso con relación a las curvas lumbares y cervicales y el disco sufre una abertura en su región posterior y una compresión en la zona anterior. ya sea bajo la forma de una angulación en la que la flecha se instala en D7-D8 según las reacciones musculares. será ligeramente más deficitaria con relación al lado opuesto. La movilidad será consecutivamente mucho mas restringida y así disminuirán los factores de riesgo. sobre las fijaciones en el esternón (el yunque).Consecuencias articulares: Las apófisis articulares vertebrales generalmente siguen la curva dorsal. Esta vulnerabilidad se explica por la importancia del brazo de palanca que constituye la longitud de la costilla y la intensidad de las presiones que ella impone a estos diferentes relevos cartilaginosos. "se cierran" en su zona ántero-superior y "bosteza" en su región póstero-inferior. y esternocondrales están situadas entre "el martillo y el yunque" y dependen de las fuerzas impuestas por la curva dorsal (el martillo). costo-condrales. 14 . quien esta protegida por la arquitectura ósea de sostén que es la parrilla costal y que solo existe a ese nivel. Ellas son reforzadas lateralmente por las articulaciones costo-vertebrales. Igualmente observamos que la movilidad del hemotórax. Estas son entonces más expuestas que las apófisis articulares dorsales y con frecuencia el sitio de contracturas musculares reaccionales paravertebrales o intercostales o de dolores precordiales. sumada a las presiones que ella reciba en cualquier sitio a lo largo de todo su trayecto. . pero con menores consecuencias. por el hecho de las retracciones musculares en el lado mas utilizado. ese conjunto estructural pesa mas sobre las vértebras y ello favorece los hundimientos discales o de los cuerpos vertebrales. es decir. Los fenómenos mecánicos de la curvatura dorsal son invertidos con relación a las curvas lumbares y cervicales.

La rotación interna de los hombros conlleva un aumento de la pronación de los miembros superiores con desequilibrio de la dupla muscular epitrócleo/epicondiliana que repercute sobre el equilibrio de la radio cubital.Deslizamiento anterior y externo de los omoplatos. Resultado: la articulación acromio-clavicular es empujada en su región póstero-interna y ejerce una presión sobre la articulación esterno-costo-clavicular en su zona anterior. las fuerzas de frotamiento van 15 . En consecuencia.Consecuencias musculares: La principal victima del conflicto entre el ligamento acromio-coracoideo y la glena humeral es el supra-espinoso. 4 . quien es progresivamente comprimido.c) La cintura escapular: En caso de cifosis dorsal. como la bolsa serosa va perdiendo su capacidad lubricante. la anomalía no es una ascensión de la cabeza humeral.Pinzamiento anterior y bostezo posterior de la glena humeral.modificación de las diferentes relaciones articulares. 5 . 2 . el ligamento vertebral común posterior será puesto en tensión según el grado de cifosis así como todos los ligamentos posteriores de las articulaciones vertebrales. asistimos a la rotación interna de las articulaciones escápulohumerales. es decir. en caso de cifosis acentuada.Desequilibrios articulares de la acromio-clavicular y de la esterno-clavicular por presión acromial seguida al desplazamiento de los omoplatos hacia afuera. fibrosis. así perderán una parte de sus propiedades elásticas (razones ya citadas en el capitulo lumbo-sacro). Además. El tratamiento consistirá evidentemente en no solo fortalecer a los depresores de la cabeza humeral sino también favorecer el trabajo de los elevadores del hombro. mientras que los elementos capsulo-ligamentarios anteriores estarán comprimidos y por ello sufrirán problemas de limitación de vascularización. A nivel de los hombros. esterno-clavicular y en la región omoserrática. acromio-clavicular. Esto va a modificar la orientación de la cavidad glenoidea que mirara hacia abajo e ira al encuentro de la cabeza humeral.Consecuencias ligamentarias: A nivel dorsal. En ese caso bastante frecuente pero raramente mencionado en las publicaciones encargadas del desequilibrio de la articulación escápulo-humeral.). con predominio de la presión costal. Consecuencias: 1 . etc. con la anteversión de los omoplatos. la zona superior de la columna vertebral se inclina hacia adelante provocando una anteversión del tórax superior. esto se traduce por una deshidratación del tendón y reacciones secundarias (calcificaciones. con la consiguiente disminución de su eficacia. con sus consecuencias en la región carpiana. 3 . se genera una pérdida del paralelismo y fragilización de todas las articulaciones: gleno-humeral. generando un pinzamiento meniscal en esa articulación. una rotación hacia abajo: el ángulo inferior de desliza hacia adentro y el ángulo supero-externo (articular) hacia afuera y abajo. . 6 . La consecuencia directa concierne al ligamento acromio-coracoideo quien es también descendido y se enfrenta a presiones mecánicas que le impone la cabeza humeral. se trata mas bien del descenso de la cavidad glenoidea.Acortamiento del trayecto intraarticular de la porción larga de l bíceps.

trapecios inferiores). Caso de dorso plano: Observamos dos curvas apenas perceptibles. deltoides posterior. redondo mayor. fibras anteriores del pectoral mayor) y un alargamiento de los rotadores externos (supra-espinoso. 16 . ya que a cada inspiración. asistimos al debilitamiento progresivo de los músculos para-vertebrales posteriores y a una retracción de las cadenas anteriores. una compresión mediastinal con irritación del plexo solar y presiones mecánicas sobre la bomba cardiaca. A nivel dorsal.Consecuencias orgánicas: La anteversión de la columna dorsal superior. se encuentra a nivel poplíteo bajo la forma de un genu recurvatum o "cifosis poplítea". ausente. Igualmente existe un acortamiento progresivo de los rotadores internos (pectorales. fatigas. con verticalización de la parrilla costal superior y la ascensión de las costillas inferiores pueden provocar una molestia funcional para la ventilación pulmonar. subescapular. deltoides anterior.Consecuencias neuro-vasculares: Las modificaciones de las relaciones esterno-costo-vertebral pueden ser el sitio de irritaciones nerviosas y dar lugar a neuralgias inter-costales. La curva dorsal.aumentando y provocan una usura progresiva del tendón del supra-espinoso. En el caso de la figura presente.. las costillas se separan y agravan la lesión. redondo menor) y de los fijadores del omoplato (romboides. 7 . 8 . o una inversión de las curvaturas. imponiendo una limitación para la respiración. etc. Los músculos inter-costales pueden ser victimas de presiones impuestas por los soportes costales bajo la forma de contracturas. es evidente una inversión de los parámetros con relación a la clásica cifosis dorsal.

Consecuencias discales y articulares: La anteversión de la pelvis genera una hiperlordosis cervical con similares consecuencias que en el nivel lumbar. una compresión discal posterior y un bostezo anterior. la horizontalización de la parrilla costal superior libera la ventilación pulmonar. En efecto. La ausencia de lordosis cervical (a veces observamos una inversión de la curvatura) aumenta la tensión de los escalenos. que a veces pueden llegar a dolores del tipo neurálgico (cérvico-braquialgias). Sin embargo. y de esa forma las presiones se ejercen en la zona inferior de las cervicales. esta horizontalización eleva a las primeras costillas. En el aspecto orgánico. d ) A nivel cervical: 9 . y la hernia discal es menos frecuente que a nivel lumbar. y resiente menos los efectos de la gravedad. teniendo en cuenta sus inserciones musculares inferiores con el tronco que les otorgan mucho menos movilidad que el cráneo. La oposición de agonistas/antagonistas es menos pronunciada y eso disminuye la manutención articular. Encontramos los mismos fenómenos a nivel de las apófisis articulares vertebrales. sobre todo a nivel de C5 y C6. en los choques traumáticos.Asistimos a una frecuencia creciente de problemas de inestabilidad vertebral o costo-vertebral debidas a una disminución de la protección muscular. Esta movilidad disminuye a medida que se aproxima a la región dorsal. 17 . La zona superior de la columna cervical es más libre y móvil. pero tendrá por fin sus consecuencias en el aspecto neuro-vascular. Así. quienes van a aumentar aun mas la elevación de la primera costilla y así aumentara el pinzamiento costoclavicular. por ello las lesiones se situaran frecuentemente a ese nivel. es decir. el disco intervertebral tiene una mejor protección gracias a la presencia del uncus. el punto de resistencia se ubicara a nivel de esta zona de cruzamiento de fuerzas. Estas se manifiestan por hormigueos en los miembros superiores. con sus consecuencias neuro-vasculares. entre la columna cervical superior e inferior (C5-C6).

Asistimos a una distensión de los elementos anteriores y a un acortamiento cada vez más irreducible de las fibras capsulo-ligamentarias posteriores. 18 . en el plano físico. los músculos anteriores irán en el sentido del alargamiento. Si estas apófisis no se encuentran perfectamente alineadas.Consecuencias neuro-vasculares: La hiperlordosis asociada al desequilibrio rotatorio tendrá nefastas incidencias a nivel del alineamiento de los agujeros de conjugación. Aun no se han evaluado completamente el conjunto de consecuencias debidas a su uso prolongado. Inversamente. ni en el plano orgánico (esencialmente la visión). esas perturbaciones se manifestaran por diferentes problemas neurálgicos. la tubería vascular se acoda. circulatorio (por la inmovilización prolongada). por ejemplo el nervio de ARNOLD irritado por los importantes desequilibrios occipito-atloideos. vértigos.10 .Consecuencias capsulo-ligamentarias: Ellas son inherentes al desequilibrio articular. reduciendo así el pasaje del paquete vasculo nervioso. generando todo un cortejo de síntomas que se manifiesta sobre todo en el plexo braquial. lo que agravara la hiperlordosis. A nivel de la columna cervical superior. Las costumbres posicionales corren el riesgo de ser simplificadas por la llegada de una nueva causa: la computadora. Las costumbres posicionales adicionan un desequilibrio en el sentido rotatorio y determinan el lado mas vulnerable. sobre todo en las zonas fragilizadas (C5-C6). 12 . especialmente la elasticidad y existe el aumento de la lordosis. quienes en el segmento raquídeo tienen la particularidad de atravesar las apófisis transversas gracias a perforaciones existentes en esta últimas. 11 . Estas pierden sus propiedades mecánicas. etc. generalmente el acortamiento. Este conjunto de desequilibrios antero-posteriores y rotatorios tendrá igualmente incidencia a nivel de las arterias vertebrales. acúfenos.Consecuencias musculares: Los músculos posteriores son lógicamente acortados y tienen la tendencia de fijarse en esa posición con el transcurrir del tiempo. lo que crea perturbaciones para el pasaje normal de la sangre.

sobre todo en caso de genu valgum.8 Kg/metro. Esta protección ligamentaria es menos importante a nivel tibial. Finalmente. La consecuencia de esta anteversión se traducirá por una rotación externa reaccional de los miembros inferiores. y asistimos a la rotación externa de la tibia. En efecto. Entre estos músculos. los rotadores externos son mucho más numerosos y potentes que los rotadores internos (146 Kg/metro para los rotadores externos. contra 54 Kg/metro para los rotadores internos. Este mecanismo esta favorecido por el retraso mas importante del cóndilo externo mientras que el pie esta fijo en el suelo y la contracción de los músculos posteriores impone una ligera rotación interna de la tibia. A nivel femoral. los rotadores internos de ese segmento óseo son mas numerosos (tendones de la pata de ganso + tendón del poplíteo) y ligeramente mas fuertes (2 Kg/metro contra 1. Los problemas oculares y auditivos pueden igualmente aparecer debido a la irritación de los nervios que están involucrados en esas funciones. aérea y digestiva. B – CONSECUENCIAS INFERIORES: Consecuencias sobre la arquitectura de los miembros inferiores: Hemos visto que la anteversión de la pelvis genera una puesta en tensión de los músculos pelvitrocanterianos. esta rotación externa será limitada por los poderosos fascículos ligamentarios ilio-pubofemorales. El platillo tibial presenta en efecto una glena externa (y un menisco externo) más largo que el interno y la balística del cóndilo femoral externo es más importante.13 . la orientación externa de la tibia lleva al antepié en el mismo 19 . según KAPANDJI). según KAPANDJI) que los rotadores externos (Bíceps crural + tendón de la fascia lata). Esta rotación externa de la tibia esta debida sobre todo a la anatomía de la articulación de la rodilla. en donde los ligamentos presentan una resistencia más lateral que rotatoria. a nivel del pie. donde el fémur sufre una rotación externa impuesta por los músculos pelvi-trocanterianos.Consecuencias orgánicas: La hiperlordosis cervical puede generar algunos trastornos en el funcionamiento faringolaríngeo por una curva demasiado pronunciada de las dos vías de pasaje. El fenómeno se invierte durante la flexión del pie mientras éste se apoya sobre el suelo. En posición de relajación muscular o durante la extensión. la cual parece exagerada teniendo en cuenta al fémur. asistimos a la rotación externa de la tibia.

Los músculos de la pierna de apoyo reaccionan a la inversa y toman "apoyo al suelo" fijando sus inserciones inferiores. La compensación final se situara a nivel de las articulaciones metatarso-falángicas que devuelven a las falanges la misma rotación de la tibia. Durante el desplazamiento del cuerpo. el otro retrocede. asistimos a cada paso a una inversión del sentido de trabajo de los diferentes músculos de la estática de la pelvis. El recto anterior y el psoas iliaco ya no actúan como elevadores del fémur. Durante el avance de uno. 1 – LA PELVIS. Las sacro-iliacas y la sínfisis pubiana sufren esos problemas debido a la anteversión de la pelvis y sobre todo por la asimetría de los gestos humanos. los dos huesos iliacos se oponen en permanencia. Tres articulaciones sufrirán los perjuicios del desequilibrio: la sacro-iliaca. más bien como anteversores de la pelvis. Entonces son las inserciones superiores quienes se movilizan. Durante la elevación del miembro inferior activo. los músculos "iniciadores": el Psoas iliaco y el Recto Anterior actúan por medio de sus inserciones inferiores. Estudiaremos esas consecuencias inferiores. A ) Las sacro-iliacas: Durante el desplazamiento del cuerpo.sentido de rotación. la sínfisis pubiana y las coxo-femorales. y a nivel de los pies. Esta orientación se invierte a nivel de la articulación de CHOPARD y a ese nivel vemos una caída del escafoides e inclinación interna del medio-pie. Esto va a generar relaciones de fuerzas entre músculos agonistas y antagonistas. Reflexión a propósito del músculo psoas-iliaco: 20 . Estos músculos se movilizan mientras que sus extremos inferiores sean fijos en sus anclajes óseos. El cuadriceps continúa el movimiento de extensión de la rodilla utilizando el mismo sentido de trabajo. Estos movimientos aumentan con la velocidad y amplitud de los pasos. a nivel de la pelvis. Las articulaciones sacro-iliacas van a evolucionar con registros de "contrariedades articulares". de las rodillas.

Pero cuando se inversa la acción de sus inserciones. o bien de los ligamentos sacro-ciáticos. viendo la diferencia de longitud entre sus brazos de palanca. el tendón sufre agresiones repetitivas que generaran micro lesiones que se multiplicaran con el transcurso del tiempo. Fuera de este detalle anatómico. . Los músculos supra-pubianos están distendidos y los músculos infra-pubianos son acortados. la naturaleza de la reacción varia de acuerdo a la función del órgano afectado). con su inserción distal en el rol de "iniciador" de la elevación del miembro inferior.Puesta en tensión muscular. Cuando el utiliza su inserción distal como punto fijo. Esas fuerzas tensionales serán aumentadas por la asimetría de la dinámica corporal. Mientras que una iliaca avanza y se tuerce en un sentido. En revancha. . su rol es mas estático. Esta precisión sobre los dos músculos nos parece importante para comprender mejor un mecanismo muy complejo en una región del cuerpo que es victima de una gran variedad de patologías. de los ligamentos sacro iliacos anteriores y posteriores. tanto en sus trayectos como en sus funciones. por tracción de sus fibras proximales sobre la fosa iliaca anterior. la otra retrocede y se tuerce en el sentido opuesto. especialmente en las inserciones proximales de los músculos glúteos (sobre todo del glúteo medio) o de los músculos piramidales. que pueden desencadenar las ciatalgias. B ) La sínfisis pubiana será igualmente un sitio de conflicto entre los músculos supra-púbicos (Recto mayor y oblicuos) y los infra-púbicos (aductores). el sufre bastantes agresiones en su inserción distal. así. se convierte en protector de la columna vertebral a la cual el tapiza en su pared antero-lateral a nivel lumbar. Contrariamente al psoas. Sus fibras son efectivamente mas verticalizadas y bastante unidas a la columna como para aumentar seriamente la lordosis lumbar. Bajo el efecto de esas tensiones brutales. durante la marcha el 21 . el iliaco puede aumentar la lordosis lumbar por intermedio de la anteversión de la pelvis y la horizontalización reaccional del sacro. ellos se convierten en los principales anteversores de la pelvis. y entre ellos dos. el punto móvil en la zona de inserción trocanteriana ayuda al psoas en su movimiento de elevación del miembro pero con menor eficacia. el sacro multiplica los procesos de adaptación para absorber entre estas dos. lo que puede generar diversos dolores: .El iliaco: Cuando el toma como punto fijo sus inserciones proximales. ellos son diferentes. Esas lesiones tendino-periósticas en ocasiones generan reacciones químicas.Puede parecer ilógico asociar a estos dos músculos que solo tienen en común sus inserciones distales a nivel del trocánter menor. Volviendo al problema de las sacro-iliacas que soportan los desplazamientos opuestos por el juego muscular de agonistas y antagonistas.distensión de los ligamentos ilio-lumbares. Entre estas 2 iliacas.El Psoas: es el más activo. por ejemplo en ciertos deportes de combate o en el rugby. sobre todo en ciertas actividades en donde debe resistir a fuerzas a veces muy importantes en una posición de estiramiento extremo. Existe una situación de conflicto permanente entre estas 2 articulaciones. las diferentes fuerzas impuestas por las fuerzas opuestas. . bajo la forma de calcificaciones y/o fibrosis importantes que fragilizan el tendón y complican el tratamiento (como ocurre cada vez que existe un sufrimiento en cualquier zona del cuerpo. las ramas pubianas están sometidas a tensiones generadas por las fuerzas opuestas (pubalgias). El psoas ha sido considerado siempre como un agresor de la columna vertebral mientras que en realidad él juega un rol protector de ésta. Volvamos entonces a esos factores que les pertenecen sin asociarlos sistemáticamente. y así sucesivamente.

a nivel de la cabeza femoral y sobre todo a nivel de la cavidad cotiloidea un ahuecamiento cartilaginoso más espeso e importante sobre las zonas de impacto impuestas por la fuerza de gravedad.hueso iliaco y la rama pubiana que están en el lado del miembro en apoyo al suelo descienden.La rodilla. lo que lleva a la fosa iliaca anterior hacia adelante y a la rama pubiana hacia abajo. Esta modificación de las relaciones articulares va a transferir a ese ahuecamiento hacia adelante de la cabeza femoral. Caso del deportista: Ese efecto de cizallamiento esta aumentado sobre todo en los deportes asimétricos a causa de la utilización más intensa del sistema muscular de un lado "hábil". En efecto. "arrastra" al hueso iliaco hacia atrás y a la rama pubiana hacia arriba. en torno a la cabeza femoral. 2 . mientras que la pierna "que dirige" es proyectada. mientras que las del lado opuesto ascienden. mediante las inserciones distales. a veces con violencia. la cavidad cotiloidea va a efectuar un movimiento de pivote hacia abajo y adelante. C ) Las articulaciones coxo-femorales: La anteversión de la pelvis va a generar una modificación progresiva de las relaciones de la articulación coxo-femoral. susceptibles de sufrir daños y de desarrollar más fácilmente una artrosis. 22 . La naturaleza había previsto. la otra pierna (de apoyo) se fija solidamente al suelo. En efecto. creando así un efecto de cizallamiento a nivel de la sínfisis pubiana y de las sacro-iliacas. generando diversos trastornos a ese nivel. El efecto de cizallamiento será más importante a nivel de la sínfisis pubiana que a nivel de las sacro-iliacas. El ejemplo del futbolista es el más espectacular. El impacto de la fuerza de gravedad y del peso corporal se hará sobre zonas con menor resistencia. hacia arriba en la búsqueda del balón. quien realiza una rotación externa por las razones vistas precedentemente.

Hemos visto anteriormente que durante un esfuerzo en flexión de las rodillas (en carga). fémoro-patelar. 23 . desviado hacia el exterior. Los meniscos presentan las mismas características. En posición de extensión o en fase de relajación. mientras que el cóndilo femoral externo posee una pista casi dos veces más grande sobre la convexidad de su glena. Así la glena interna es mas cóncava en todos los sentidos. el cóndilo femoral interno se desplaza menos en la concavidad de su glena. el externo es más móvil que el interno debido a la distancia entre sus cuernos (mas alejados en el menisco interno y más cercanos en el externo) Existen otras causas que también intervienen: Los ligamentos laterales. los cóndilos femorales tendrán modificaciones en sus relaciones con los meniscos durante la rotación tibial interna. mientras que la tibia describe una ligera rotación interna. el mecanismo se invierte y es el fémur quien se desplaza en rotación externa. la tibia presenta una rotación externa visualizada por la angulación del tendón rotuliano. Por ello. La acción muscular tiene su influencia en ese desequilibrio rotatorio. Así. es más resistente que el vasto interno (más rico en fibras de contracción dinámica) lo que favorece la rotación externa de la tibia. con los pies fijados al suelo. tibio-menisco-femoral.Es sobre todo la movilidad rotatoria de esta articulación quien va a provocar las diversas consecuencias. mientras que la glena externa es cóncava transversalmente y convexa en el plano sagital. por sus trayectos. Partiendo del principio de que las fibras dinámicas (de contracción rápida) son más fatigables que las fibras estáticas (de contracción lenta) El vasto externo que contiene un porcentaje superior de fibras estáticas. Los diferentes desplazamientos en el sentido rotatorio van a realizar una serie de modificaciones en las relaciones de las superficies articulares. Esta movilidad se explica por las diferencias anatómicas en el platillo tibial. peroneotibial proximal y en los diferentes tejidos blandos involucrados. realizan sus acciones de manutención y estabilización más en el sentido lateral que rotatorio y no constituyen una molestia primaria para la rotación.

son puestas en tensión durante la rotación externa de la tibia. Esta rotación tibial interna se ve con más frecuencia durante el genu varum. verdadera manga fibrosa cilíndrica sufre una torsión (a la inversa de los ligamentos cruzados) exactamente como un torniquete. favoreciendo así los pinzamientos de la interlinea articular. Allí. En la edad de crecimiento. La retracción cuadricipital genera tal tracción sobre su correa de transmisión (tendón cuadricipital-rotula-tendón rotuliano) que a veces termina arrancando a la tuberosidad anterior de la tibia. la meta terapéutica es la recuperación de la elasticidad y tonicidad del cuadriceps. Este ascenso aumenta la tensión sobre la fijación del tendón rotuliano sobre la tuberosidad anterior de la tibia. El efecto del acortamiento progresivo del recto anterior (a la vista de los diferentes parámetros estudiados previamente). Las relaciones fémoro-patelares también sufren modificaciones en el sentido longitudinal y rotatorio. fibras directas del vasto interno y sobre todo el poplíteo) son distendidos y pueden provocar fenómenos dolorosos como la tendinitis de la pata de ganso. respetando los plazos de cicatrización. La capsula articular. ese mecanismo favorece la aparición del síndrome de Osgood-Schlatter. 24 . En caso de rigidez muscular sobreviene una situación de conflicto entre el hueso que se desarrolla y el músculo rígido que resiste. los rotadores internos (pata de ganso. las superficies articulares tienden a aproximarse. Esos desplazamientos rotatorios ponen bajo tensión a los alerones rotulianos y crean desordenes a nivel del punto del ángulo póstero externo y el punto del ángulo póstero interno. los cruzados se enrollan uno en torno al otro participando en la aproximación de las superficies articulares. la rotula asciende y aumentan las fuerzas sobre su cara posterior (zona inferior) sobre la tróclea. Siempre durante la rotación externa de la tibia. incluyendo a los ligamentos laterales. la rotación interna será más acentuada. donde las cuerdas se enrollan una sobre otra. En caso de rotación interna de la tibia. dando espectaculares imágenes radiológicas. lo que tiene el efecto de aproximar a sus dos extremidades.Todas las uniones periféricas. En ese caso. luego de un reposo completo (a veces con yeso) durante 6 semanas. Si este se asocia a una abducción femoral.

.El estrés: no olvidemos el papel del cerebro en el equilibrio químico del cuerpo. El sufrimiento será modulado por diferentes factores: . Todos esos mecanismos tendrán variadas consecuencias que desembocaran en diversas patologías. las movilidades rotatorias vistas mas arriba. principalmente para el equilibrio químico (Ca. (El aumento de microcristales en el liquido articular aumenta el frotamiento superficial.Por otra parte.La resistencia del sujeto. que tiene una implicancia metabólica. Mg) del cual depende la contracción muscular armonios 25 .La higiene de vida. van realizar un barrido trasversal en esta rotula durante la flexo/extensión de la rodilla. sea de las articulaciones o de las vainas tendinosas) . .La importancia de los juegos rotatorios.

el bíceps crural se vuelve mas rígido (y se acorta) en su tercio distal. sobre todo durante la rotación externa de la tibia. Nuestros segmentos de los miembros inferiores han comprendido esa noción. . Estos 2 grupos musculares anteriores y posteriores presentan las particularidades invertidas de sus funcionamientos. 26 . cuando queremos poner de pie a un arbolito de Navidad. las relaciones inversas armonizan el equilibrio: * En la cara anterior. A la inversa. confeccionamos un travesaño de soporte en su base. y se estira en su tercio proximal (anteversión de la pelvis). El domo astragalino guiado por el pilón tibial. En efecto. El cuello astragalino se inclina hacia adentro. músculo monoarticular. Así. La extremidad anterior del calcáneo también se orienta hacia adentro. el porcentaje de fibras estáticas será más importante en las cadenas externas (tendón de la fascia lata). quien presenta una orientación externa ocasionada por el segmento de la pierna. anteroposteriores. mas rico en fibras de contracción dinámica). Teniendo en cuenta al conjunto de fuerzas que actúan sobre los meniscos (rotatorias. Las fibras musculares internas contienen más fibras de contracción dinámica. o cuadricipitales (acortamientos e hipotonía). En el aspecto miológico. La zona interna (el semi-tendinoso y el semi-membranoso) juega un rol más estático. capsulitis. para respetar las leyes del equilibrio. buscara una orientación externa. esos diferentes desequilibrios llevaran a condropatías rotulianas. Es con frecuencia la causa desconocida de los dolores posteriores de la articulación. los músculos del segmento femoral presentan diversas características que se complementa y equilibran: . con una angulación del tendón de Aquiles. el astrágalo. o de la pata de ganso (genu valgum) o rotulianos. como las fisuras mas o menos graves (asa de balde). y cruzan su dirección. * En la cara posterior encontramos lo contrario.Tobillos y pies: Hemos visto que le fémur presenta una orientación interna.A nivel de las rodillas. 3. condilianas o trocleanas. tendinitis bicipitales (genu varum). presenta una configuración con divergencia axial. Es el poplíteo quien presenta las contracturas reaccionales. El conjunto de estos parámetros inversos armonizan la función y el equilibrio. transversales).A nivel de las cadenas laterales. varizando su apoyo. llevando así al eje del pie hacia adentro. El se articula con el escafoides. quien inicia un movimiento de pronación. Existe músculo que tiene una importancia capital a nivel de la rodilla: el poplíteo.A nivel antero-posterior. Lógicamente el pie. buscando cruzar la dirección del segmento superior para asegurar el equilibrio. ligamentitis (por torsión o tracción lateral). esta íntimamente asociado a esta articulación ya que gran parte de su trayecto es intracapsular con una expansión que se enlaza al borde del menisco externo. estos presentan patologías locales. una proporción mas rica de fibras dinámicas en el exterior (bíceps crural). y la tibia una orientación externa. mira hacia afuera. El cuadriceps se vuelve mas rígido (y se acorta) en su tercio proximal y se distiende en su tercio distal (tendinoso). el cuadriceps presenta un porcentaje mas elevado de fibras de contracción estática sobre su lado externo (vasto externo) que en su lado interno (vasto interno.

hasta las cabezas de los metatarsianos.La dupla escafoides-cuboides lleva al medio pie hacia adentro. A nivel de las articulaciones metatarso-falángicas. también de un reequilibrio de los segmentos supra-yacentes hasta la pelvis. El éxito terapéutico no solo depende de una regularización local. tiene su origen en la exageración de los ejes de rotación de los diferentes segmentos de los miembros inferiores. con los dedos que miran hacia afuera. Podemos concluir que el hallux valgus es una deformación del primer rayo metatarso-falángico llevado por el desequilibrio de la pelvis. mediante un movimiento de aducción y pronación del antepié. 27 . hacia un dirección idéntica a la de la tibia. asistimos a un nuevo cambio de dirección. conocida como "hallux valgus". abierta hacia afuera. El primer metatarsiano y la primera falange forman una angulación más o menos importante.

mas sujetas a la fatiga). Este es victima frecuente de las contracturas rebeldes. sobre el gemelo externo (fibras estáticas.Esos diferentes conflictos axiales tiene consecuencias condro-capsulo-ligamentarias. inter-metatarsianas. la tensión se ejercerá mas o menos sobre le gemelo interno (fibras dinámicas. Así el calcáneo sigue las posturas adaptativas (valguización. especialmente el flexor corto plantar. metatarso-falángicas e interfalángicas. y músculo-tendinosos a nivel de las articulaciones tibio-tarsianas. el tríceps sural sufrirá las consecuencias y resentirá su calidad de amortiguador y de protección sobre le tendón. desequilibrio de la repartición de cargas sobre las fibras verticales del tendón de Aquiles y lo fragiliza. el desequilibrio de los gemelos será un factor de desestabilización de la rodilla. 28 . de CHOPARD. varización). Una valguización del calcáneo asociada a una pronación del medio pie causa una puesta en tensión de las fibras del tendón del tibial posterior. Ello se traduce por dolores sub-escafoideos y retro-maleolares internos. Consecutivamente. mas bien victimas de las contracturas rebeldes). subastragalinas. teniendo en cuenta la importancia del rol de sus inserciones condilianas para el control de la estática de esta difícil articulación. o el soleo (fibras intermediarias). Estas pueden formar parte del diagnostico diferencial con una inflamación del tendón de Aquiles. La modificación de la arquitectura del pie puede igualmente generar desordenes a nivel de las diferentes vías de pasaje de los vasos y nervios. Según el posicionamiento del calcáneo. Por otra parte. de LINSFRANC. peroneo-tibial distal. Ella influye igualmente sobre la tensión de la aponeurosis plantar y sobre los diferentes músculos de la bóveda.

se deberán practicar ejercicios de estiramiento de los músculos activos y tonificación de los antagonistas.Los erectores de la columna. Por otra parte. En los deportistas. cóncavo en su zona inferior. podemos luchar contra los hábitos posturales. en quienes estos desequilibrios son mucho mas pronunciados por el exceso de utilización de los músculos. El arco anterior del pie. Por ejemplo seria contra natural intervenir sobre la constitución del esqueleto o la orientación de la mirada.Los retroversores de la pelvis para reequilibrar las articulaciones coxo-femorales.Los grupos musculares del muslo para aliviar a las rodillas. y comprobaron el efecto que esto genera en términos económicos (disminución de las ausencias laborales).Los diferentes grupos musculares de las piernas para "amortiguar" las cargas sobre las diferentes piezas del tobillo y del pie. hay que reestablecer el paralelismo de las superficies articulares para eliminar las zonas de presión y otorgar vida e inteligencia a nuestros músculos anti-gravedad. e incluso invertirse. para efectuar durante 5 minutos los estiramientos y movilizaciones de las diferentes bombas circulatorias. probando corregirlas de acuerdo a las posibilidades. TRATAMIENTOS: Para encontrar las soluciones terapéuticas hay que conocer las causas. si se desea que estos sigan haciendo deportes durante largo tiempo sin inconvenientes. La concavidad tendrá la tendencia a hundirse gradualmente. provocando hiper-presiones laterales de las articulaciones metatarso-falángicas (sobre todo entre el 2° y el 3°). con la implementación de pausas gimnásticas en sus fábricas. Esta situación puede crear irritaciones de las colaterales nerviosas (síndrome de MORTON). 29 . igualmente sufre las consecuencias de los desordenes de la arquitectura local. Buscamos mejorar la eficacia de los diferentes protectores de amortiguación: . un gesto o una postura profesional repetitiva. Para luchar contra los efectos de la gravedad. parcial o totalmente.La angulación de la articulación metatarso-falángica del primer rayo será acentuada por la puesta en tensión de los tendones del extensor y/o del flexor propio del hallux. para proteger las diferentes piezas mecánicas que constituyen las articulaciones vertebrales. . . pro ejemplo interrumpiendo cada 2 horas (como esta estipulado en los códigos de ruta) una posición sentada burocrática. . y puede llegar a una luxación de los sesamoideos. Los chinos fueron los primeros en comprender esto. y saber que algunas de estas causas no podrán ser corregidas.

inhibidores de la interleucina o del factor de necrosis tumoral alfa. conjugada con la de su antagonista. hasta sus límites de resistencia. mientras que el sistema esquelético es totalmente inerte. es juicioso utilizar todas las formas de contracción. antes de la llegada de la tomografía y de la Resonancia Magnética. etc. devolverle a cada uno de ellos su valor fisiológico. habrá que estirar lo que esta demasiado corto y acotar lo que es muy largo. Una utilización juiciosa de las leyes de la física del músculo permitirá reducir preventivamente los diferentes problemas del equilibrio general del esqueleto. Solo era tenido en cuenta cuando sufría las consecuencias de alguna lesión ósea. o sea. le permitirá resistir todas las formas de presión y la gravedad. osteotomías. solicitaremos en primer lugar al músculo bajo la forma de contracción concéntrica. o bien por otras técnicas para reintentar restituir el paralelismo de la interlinea articular. El objetivo preventivo consistirá en dar un valor de resistencia suficiente para oponerse a la carga conjugada de la masa corporal y de la gravedad. mio-relajantes. y se lo trataba con todo el arsenal (cada vez más sofisticado) de analgésicos. transposiciones tendinosas u óseas. La cirugía toma se hace cargo del trabajo cuando las consecuencias de las lesiones son muy importantes y dolorosos. El sistema muscular tiene un rol de amortiguador. Esta es una noción esencial que escapo durante mucho tiempo de la medicina probablemente por culpa de la radiografía.La contractibilidad: el músculo puede contraerse. Es igualmente indispensable reclutar al máximo posible de fibras. Toda tentativa de prevención o de curación debe pasar por la recuperación del paralelismo de las superficies articulares. quirúrgicos y gastos farmacéuticos. reparaciones artroscópicas. para reequilibrar las diferentes cadenas musculares y reconstituir el paralelismo articular. procedemos de manera inversa. El conjunto de técnicas de rearmonización del esqueleto no podrá ser realizado sin una intervención correctiva del eje músculo-esquelético. antiinflamatorios. Lo esencial es dar una prioridad cronológica a la contracción de las fibras sanas. En caso de incertidumbre sobre el origen del desequilibrio. y aproximar dos segmentos óseos (contracción concéntrica). el sistema muscular estaba oculto. y esta dotado de una inteligencia reaccional y de un poder de adaptación infinitos. será suficiente con devolver la igualdad a todos los músculos peri-articulares. para permitir un plazo de cicatrización suplementaria de las fibras lesionadas durante el esfuerzo excéntrico.En resumen. Si la lesión ha sido provocada por un esfuerzo concéntrico (impulso). Tres propiedades del músculo son consideradas esenciales en la recuperación: la contractibilidad. es una de las principales características de le confiere su rol de amortiguador. fuerza y tono. la elasticidad y la tonicidad. sea concéntrica o excéntrica. igualmente puede contraerse y resistir al estiramiento de dos segmentos óseos (contracción excéntrica. y desembocara en una importante economía en los actos médicos. bajo las técnicas de suturas ligamentarias. o bien bajo la forma de prótesis articulares cuando el desequilibrio es demasiado importante. meniscales. El músculo puede controlar muy bien el alejamiento y el acercamiento de dos segmentos óseos. bajo la entera dependencia del músculo. De hecho. no veíamos otra cosa que el hueso. Tomemos como ejemplo a una lesión ocasionada durante un esfuerzo con contracción excéntrica (recepción de un salto). utilizando todas las formas de 30 . Su acción. . durante la etapa de recuperación. Después de una amiotrofia accidental o post-operatoria. Estas serán reforzadas en un segundo tiempo luego del plazo de cicatrización.

evitando la posición erecta. Igualmente observamos que sobre su trayecto. En revancha. la cronología será inversa. 31 . Así. según su actividad. reservado a refuerzo del cuadriceps después de la ligamentoplastia del cruzado anterior. En efecto. En el caso del ligamento cruzado anterior. un huso muscular presenta un grado de acortamiento diferente. la inserción fija al cuadriceps se hace sobre la tibia. El acortamiento muscular se verifica durante la actividad del músculo (con predominancia de su zona móvil) y a causa de su situación en la concavidad de una curva (vertebral) o en la dirección de la flexión en las zonas articulares. desde la cicatrización.La elasticidad permite al músculo aceptar las fuerzas en acortamiento e igualmente en alargamiento. es preferible realizar desde el inicio el trabajo de las fibras dinámicas. Los imperativos residen en el rigor de la aplicación de los programas. un músculo habitualmente acortado en reposo o en actividad acelerara ese proceso. se comenzara con la cadena cinemática cerrada de manera progresiva. para no imponer cargas importantes a la articulación. la inserción móvil es distal mientras que la inserción fija se sitúa sobre el isquion. Como ejemplo citamos que durante la marcha.S. tendrán la ventaja de proteger a las articulaciones de las presiones impuestas por el peso corporal y la gravedad durante la consecución del trabajo con la cadena cinemática cerrada. Cronológicamente. el trabajo de la cadena cinemática abierta puede ser iniciado rápidamente con los isquio-tibiales. Una vez tonificadas estas. quienes generalmente están más atrofiadas. En ciertos casos. con 2 curvas vertebrales mas un genu recurvatum (cifosis poplítea). Observamos diferentes particularidades en el caso del dorso plano. mientras que en la cadena cinemática abierta trabajan esencialmente las fibras de contracción dinámica. Las contracciones de la cadena cinemática cerrada afectan esencialmente a las fibras de contracción estáticas. Por ejemplo en el post-operatorio de reconstrucciones del ligamento cruzado anterior. la inserción móvil sobre la E. esto será en la mitad proximal del cuadriceps y en la mitad distal para los isquiotibiales. la porción proximal de una inserción móvil presentara un acortamiento superior que su porción próxima a una inserción fija.I. especialmente las cadenas cinemáticas cerradas y las cadenas cinemáticas abiertas. De allí la necesidad de realizar el trabajo propioceptivo sobre los platillos inestables recién al final del programa de reeducación. Por otra parte. tiene generalmente 3 curvas vertebrales y 3 angulaciones a nivel de los miembros inferiores. contrariamente a ideas bastante expandidas. la contracción cuadricipital en la cadena cinemática abierta estará proscrita hasta el final de la cicatrización y consolidación total del injerto.A. La carga de trabajo va a intervenir primero en el acortamiento muscular. sobre todo en el respeto de la progresión y de la técnica.trabajo. . y en la flexión de la rodilla (miembro separado del suelo). generando acción/reacción que interviene igualmente en el rol de "amortiguador" del músculo Pero una ley de la física muscular va a intervenir directamente en el proceso del desequilibrio natural del sistema muscular. Detallaremos eso en el próximo capitulo. la contracción debe ser iniciada progresivamente. esa que enuncia que "un músculo que trabaja se acorta". El morfotipo clásico que se encuentra. El estiramiento de esos músculos despertara una sensación dolorosa en las zonas mas acortadas. El segundo elemento responsable de esta deformación resulta de los hábitos posturales.

ella esta constituida por cubos óseos apilados uno sobre otro con las prominencias laterales y posteriores llamadas apófisis y los espacios entre estos cubos están ocupados por los discos intervertebrales. Estos discos están rodeados por tejido fibroso que al contrario del disco. De hecho. esta muy inervado. esos músculos erectores de la columna están llamados a luchar contra la gravedad y así disminuir la presión discal. puede ceder el paso a un fragmento discal. Se produce una neo-inervación secundaria y reaccional después de las presiones mecánicas. sobre todo si la curva lumbar no esta muy marcada (recordemos que el arqueo es indispensable porque el permite la repartición de cargas. Esta presión discal amenaza con deteriorar este recubrimiento ligamentario y así disminuir sus propiedades mecánicas. los músculos van a poder jugar plenamente su rol "amortiguador". * La lumbalgia: retomemos la anatomía vertebral. que penetrara en el saco dural provocando una ciática. que están bajo su dependencia.La tonicidad del músculo le permitirá resistir a las diferentes agresiones de la gravedad y a las fuerzas de todos los órdenes. Esto hace que el disco pierda su altura. Tomaremos dos ejemplos: la lumbalgia y la tendinitis. Hay que comprender bien que gracias al respeto de esas tres propiedades fisiológicas que son la contractilidad. Es esta puesta en tensión de las fibras ligamentarias (muy inervadas) la que genera los dolores lumbares "en cinturón". y no son prácticamente causantes del dolor ya que prácticamente no poseen inervación. que puede requerir la intervención quirúrgica. el ultimo disco sufrirá progresivamente un hundimiento con desborde del disco. con el tiempo. con la meta de reconstituir el paralelismo de los cuerpos vertebrales y de retonificar suficientemente a los músculos para vertebrales y sobre todo a los músculos inter-apofisiarios. Es evidente que existe una etapa terapéutica. Así. La disminución de uno o varios de esos parámetros puede generar diferentes patologías. mientras que una rectitud lumbar provocará la adición de esas mismas cargas). la elasticidad y la tonicidad. Ella permite al músculo absorber parcialmente o totalmente esas fuerzas y así jugar un rol protector para la articulación. Esos discos son amortiguadores pasivos hidrólicos.. Estudios recientes demostrarían que el disco L5-S1 recibe el 50 % del peso corporal. aumenta su diámetro y presiona a las fibras ligamentarias que recubren la periferia del disco. el hueso o el tendón. Seria suficiente con otorgar al conjunto de los músculos de la espalda su valor de resistencia igual al 32 . la gravedad o un sobrepeso eventual. en la que se trata sobre todo de lograr un equilibrio global.

extra o intra celular (incluidos a los líquidos de lubricación). etc. . reflexoterapias. El músculo es el amortiguador que se encarga de absorber las fuerzas mecánicas y proteger así a los tendones y huesos que le acompañan. fisiológico y psicológico. Estos dos ejemplos muestran la insuficiencia de los tratamientos sintomáticos aislados (antiálgicos.La alimentación condiciona la calidad de nuestro contenido sólido y líquido. será necesaria la presencia de un triple desequilibrio: físico. 33 . Las fuerzas serán soportadas por: . al periostio y al hueso. por eso aparecerá la tendinitis. Estos diferentes componentes de la higiene de vida serán vistos con más detalle mas adelante. que se volverá doloroso. que también deben ser tenidos en cuanta. él favorece las funciones fisiológicas.) e incluso quebrarse (fractura por fatiga) por el exceso de fuerzas insuficientemente frenadas por el músculo. Los diferentes elementos del sistema esquelético se mueven gracias a la presencia de un líquido que les permite el deslizamiento. en cambio no pueden evitar la recidiva. y tendremos una periostitis. esto es seguro. espina calcánea. AINES. y es el mejor "tónico natural" para luchar contra el estrés mediante la liberación de endorfinas.La respiración condiciona la calidad de intercambios gaseosos y la riqueza de los componentes orgánicos. Si el músculo pierde una parte de su fisiología. para que exista el dolor. masajes. el tendón y el hueso.) ya que si ellos pueden calmar el dolor. y podrá deformarse (exostosis. generando una inflamación. que esta constituido además por diferentes minerales. El tendón es una correa de transmisión encargada de transmitir la energía a la última pieza.El tendón. . * En la tendinitis. fisioterapia. La curación no será posible mientras no se devuelva al músculo una tonicidad y elasticidad que le permitan absorber esas fuerzas y así proteger al tendón. Así el tendón se desliza dentro de su vaina. Esta bien claro que estas dos patologías solo fueron consideradas dentro de su aspecto mecánico. La prevención debe consistir en una rearmonización del sistema esquelético para la recuperación de la fisiología del sistema muscular. La higiene de vida (alimentación. gestos quirúrgicos. que actúa sobre le equilibrio químico del cuerpo. Por consecuencia. fisiológico. Todo esto no concierne solamente al aspecto mecánico. etc. . El movimiento es indispensable para actuar sobre el sistema muscular. el hueso. que se constituye como una trilogía indisociable. Una alimentación desequilibrada puede provocar una elevación de la tasa de microcristales circulantes en ese líquido y así aumentar las superficies de frotamiento. miorrelajantes. movimiento). existe una ruptura del equilibrio entre tres piezas en juego: el músculo. Existen otros factores. El proceso de desequilibrio orgánico de ese liquido de deslizamiento puede igualmente estar desencadenado por el estrés. respiración. .Por el mismo hueso. gracias a ese líquido. el no podrá cumplir su rol de amortiguador. sobre todo su elasticidad por el acortamiento progresivo y su tono (por no utilizarlo habitualmente o luego de una inmovilización accidental). cuyas fibras colagénicas no tienen el mismo poder de absorción que las del músculo. aparece con evidencia inseparable de una verdadera prevención.50% para proteger a ese disco.El movimiento interviene en el triple equilibrio: físico. . psicológico. o eliminar la lesión. que será el encargado de movilizar. del orden fisiológico.Por el envoltorio óseo: el periostio.

acortar y tonificar. Presentan un menor interés en el caso de dorso plano o de inversión de las curvaturas. En resumen. Las técnicas de reequilibrio están orientadas hacia un triple objetivo: estirar.Los estiramientos consideran esencialmente a los anteversores de la pelvis. lumbar y poplíteo. Los estiramientos del "tipo MEZIERES" constituyen uno de los avances más importantes en las investigaciones de Biomecánica. Ella puso en evidencia los acortamientos posteriores a nivel cervical. para prevenir o corregir el desequilibrio natural del sistema muscular. los "3 huecos de 34 . habrá que estirar lo que es muy corto y acortar lo que es muy largo. Ellos conservan toda su eficacia cuando las curvas están bien marcadas. Siguiendo esta lógica de razonamiento. .TÉCNICAS DE REEQUILIBRIO. el acortamiento de las cadenas musculares anteriores (especialmente los anteversores de la pelvis) y la importancia del tono muscular para prevenir los daños causados por la gravedad y la masa corporal. MEZIERES ha sido la primera en comprender la importancia de esta noción de GLOBALIDAD. y sobre todo sus interdependencias. podremos completar la corrección actuando sobre el tono muscular para conservar el efecto de amortiguación. Dos nociones importantes no fueron totalmente abarcadas por MEZIERES.

lumbar. Las cargas programadas deben ser progresivas y siempre por debajo del "umbral del dolor". En esa situación el tríceps esta en corto circuito con los flexores y la asociación del tibial posterior con los peroneos laterales. predispone a tendinitis. y así proteger al tendón. no debería ser interrumpida antes de que la musculatura del individuo sea capaz de soportar una carga similar a 50 % del peso corporal en un plano próximo a la vertical. Es solo a partir de esta base que el esfuerzo "en carga" podrá ser realizado progresivamente. Cada zona del cuerpo. siendo ésta igual al 50 % del peso corporal. soporta una carga creciente a medida que se aproxima al suelo. debe soportar 75 % del peso corporal y las tibio-tarsianas deben soportar a una presión del 100%. al periostio y los huesos correspondientes. se dirigen a los retroversores de la pelvis. En reeducación. Así. los músculos de concavidad dorsal. El sentido de trabajo de los rotadores puede ser invertido a nivel de las cinturas en caso del dorso plano. Para la recuperación del valor del tríceps sural luego de una afección tendinosa u osteoarticular. sufrimientos condrales y otras lesiones del sistema articular. Es un imperativo que concierne particularmente al tríceps sural. Es frecuente que se le exija una presión contra la resistencia en la punta del pie.5 para cada grupo muscular del muslo en cadena cinemática abierta. autorizar la reanudación de los esfuerzos en posición erecta (jogging. a veces existe una confusión con respecto a las cargas soportadas por el tríceps sural. En lo que concierne a la tibio-tarsiana. que se reeduca principalmente en cadena cinemática cerrada.MEZIERES" (cervical. por eso debemos recordar que el rol de ese músculo es alejar al calcáneo de un punto de apoyo situado en el antepié. 35 . encargado de proteger al tendón de Aquiles. como la rodilla. los rotadores internos de la cintura escapular y los rotadores externos de la cintura pelviana. a los músculos de la convexidad dorsal y cervical (músculos anteriores).) antes de haber alcanzado esos objetivos. los rotadores externos de la cintura escapular y los rotadores internos de la cinturas pelviana. Solo en estas condiciones la articulación se beneficiara del efecto protector de sus amortiguadores musculares (fibras estáticas y fibras dinámicas). etc.La tonificación debe permitir al músculo la adquisición de una fuerza suficiente para amortiguar las tensiones impuestas por la gravedad. El objetivo es llegar al 100 % del peso corporal para la fuerza de resistencia muscular. poplíteo).Los acortamientos. mediante el trabajo muscular concéntrico. Podemos suponer que las bisagras intermedias. el valor de recuperación muscular deberá alcanzar el 100%. Existen mediciones que han permitido poner en evidencia la carga soportada a nivel de L4-L5. . saltos. Esto es realizable en un piscina (el nivel del agua determina la carga) o en una prensa horizontal con el zócalo podal fijo y el apoyo del tronco móvil. La recuperación muscular luego de una afectación de la rodilla. "Toda reeducación luego de una lesión del sistema de distribución de cargas deberá estar guiada por esta regla". el peso corporal y la dinámica del movimiento. de inversión de una curvatura o en función a los ejes de los miembros inferiores. debe considerar el objetivo de 75% del peso corporal durante los ejercicios unipodales en cadena cinemática cerrada y 37. la reeducación de una lumbalgia en fase de recuperación. hay que reproducir el movimiento de elevación sobre la punta del pie utilizando una ínfima parte del peso corporal al principio. En reeducación. .

La desaparición del dolor no debe ser un criterio de curación. según la gravedad de la lesión. igualmente debemos restituir su inteligencia. Para calmar el dolor pueden intervenir varias disciplinas: la medicina clínica. En el caso de un deportista. y por ello pierde varias propiedades y se atrofia. se inician los movimientos de amplitudes progresivas. quienes no deberán despertar jamás el dolor (esto es el signo de que se han sobrepasado las posibilidades de ese músculo). El éxito de la reeducación depende del respeto a una palabra clave: PROGRESIÓN. luego se agregaran gradualmente las cargas.Esta molestia antigravitatoria esta menos presente en el refuerzo de los músculos de los miembros superiores. Dos músculos necesitaran una metodología todavía más minuciosa: el cuadriceps (luego de la ligamentoplastia del cruzado anterior) y el supra-espinoso (en la patología del manguito de los rotadores) La forma de contracción respetara la isometría.progresión en la amplitud de la contracción.progresión en la forma de contracción. durante un maratón o durante la ejecución de un salto. sin movimiento. y serán continuados hasta alcanzar los objetivos fijados anteriormente. la kinesioterapia. etc. Debemos recordar que los músculos son diferentemente solicitados en cada disciplina deportiva. Los valores musculares esta determinados por la actividad física asociada a la profesión (un albañil tendrá mas necesidad de refuerzo muscular que un burócrata). Utilizamos la contracción isométrica.progresión en la búsqueda de los valores de la contracción. pidiendo al sujeto resistir durante un tiempo determinado. . otorgarle sus facultades de reacción mediante ejercicios que incluyan trampas cada vez mas elaboradas. Aquí el término reeducación toma todo su sentido. de 5 a 10 segundos. esa desaparición solo significa que la lesión ha llegado al final del proceso de cicatrización. . Cuando el músculo esta suficientemente enriquecido. la cirugía. La reeducación debe ser continuada con el reaprendizaje de los gestos específicos de cada deporte. La contracción muscular no es la misma durante una carrera en bicicleta. o sea. La fuerza y la propiocepción se pueden obtener en un primer tiempo. Se varían los ejes de trabajo para utilizar el mayor número de contracciones reaccionales de los diferentes husos musculares y así reclutar al máximo posible de fibras. la osteopatía. . La duración de la resistencia será progresivamente aumentada. sea por electroestimulación o por contracción voluntaria con variabilidad progresiva durante el periodo de cicatrización. Al comienzo esto se hace en el vacío. En lo que concierne al aspecto preventivo. hasta la obtención de un reflejo normal. Pero durante este episodio. etc. El respeto de una progresión lenta constituye la clave del éxito en la reeducación preventiva. La fuerza no es suficiente para el músculo. o a un deporte (la especificidad de cada disciplina deportiva es determinante). el grupo muscular correspondiente esta en reposo. en una posición fija. solo la reeducación funcional permitirá evitar toda recidiva a condición de que ella sea mantenida hasta la recuperación integral de las funciones del órgano lesionado. 100 % de la recuperación toma toda su significación. como mínimo 36 .

Continuamos obligando al cuadriceps únicamente por contracciones isométricas o por cocontracciones de amplitudes débiles. depresores de la cabeza humeral para el miembro superior. sin ninguna tensión en las amplitudes. generalmente a las 3 semanas. La amplitud determinada en función al limite no doloroso y a la técnica quirúrgica (una sutura meniscal disminuirá la velocidad de la progresión). La bicicleta es igualmente interesante para el miembro inferior a partir de la 4 semana. isquio-tibiales y rotadores para el miembro inferior. La diferencia entre esos dos grupos musculares disminuirá progresivamente para ser 37 .progresión en la longitud del brazo de palanca. Durante ese periodo la prioridad será la recuperación de las amplitudes articulares por movilizaciones exclusivamente pasivas. El éxito de la recuperación ulterior de ese músculo depende de la calidad del reposo inicial. el valor de las cargas será siempre más importante para los músculos isquiáticos (contracciones dinámicas) que para el cuadriceps (contracciones estáticas).durante 6 semanas. Durante el transcurso de la 5° o 6° mes. Por otra parte. Es inútil forzar la zona dolorosa. Esta movilización activa interviene durante la segunda fase de 6 semanas. Es imperativo excluir todo trabajo dinámico al inicio. realizaremos una abducción progresiva de la férula para otorgar su longitud al músculo y al tendón. Hay que respetar las progresiones lentas en los diferentes niveles: . La contracción resta estática. Durante las seis primeras semanas el brazo debe reposar sobre una férula en abducción a 90° para acortar el trayecto del tendón y así aproximar los bordes de la herida. . igualmente muy progresivas. Solo la férula motorizada y a continuación la piscina. excepto la contracción dinámica de los músculos concernientes. sobre los cambios de flexión a extensión con cargas a elevar. para poner a los músculos isquiáticos en tensión y así limitar un eventual cajón anterior de la tibia. Desde el final de la cicatrización.progresión en la duración de la contracción (al inicio solamente isométricas). o bajo la forma de contracciones en "el vacío". El refuerzo de los músculos peri-articulares. permitirán una movilidad articular sin la participación del músculo que podría lesionar al tendón. cuando la férula motorizada permita alcanzar unos 110° sin dolor. con el miembro en extensión. . el tronco inclinado. durante ese periodo todos los músculos satélites serán reforzados: aductores. Se introducen progresivamente bajo la forma de co-contracciones. los elevadores y rotadores del hombro. abductores. el cuadriceps y el supra-espinoso. la condición será el inicio del pedaleo con una resistencia nula. el progreso se obtiene por la duración de la sesión (superior a media hora) y por la frecuencia de las repeticiones. y por supuesto. fijadores del omoplato.progresión en la repetición de los ejercicios. Desde la semana 6 a la semana 12. la continuidad del tratamiento en la piscina puede constituir una fase intermediaria interesante con el paso de la movilización activa. Es a partir de la semana 12 que serán iniciados los ejercicios de contracción dinámica de esos 2 músculos con el inicio de tensiones en carga y el aumento progresivo de los brazo de palanca. La contracción en cadena cinemática abierta del cuadriceps se trabaja en posición sentada.progresión en la utilización de cargas. El tendón del supra-espinoso necesita un plazo de cicatrización mas largo. ya que el paciente deposita su confianza en una maquina que el mismo puede controlar. Las férulas motorizadas presentan un cierto interés porque son programables en término de velocidad de ejecución y de amplitud y son mejor aceptadas por los pacientes que las manos del fisioterapeuta. .

Podremos iniciar con amplitudes progresivas y luego trabajos propioceptivos cada vez mas elaborados. La progresión en términos de cargas y de repeticiones debe ser muy metódica. Ese refuerzo muscular será completo cuando se lleva a cabo la reprogramación neuro-motriz. Luego descendemos cada vez más la posición de inicio. Negar la necesidad de recuperar la función normal de esos dos músculos iría contra toda lógica anatómica y fisiológica. seguidas por contracciones concéntricas. En lo que concierne al supra-espinoso. Paralelamente habremos seguido activamente el sentido propioceptivo del movimiento de abducción permitiendo al tendón limitar el conflicto. TÉCNICAS POSTURALES PARA EL AUTO REEQUILIBRIO GLOBAL Retroversión activa de la pelvis: 38 . Incluso si las pruebas (con frecuencia discutibles porque ellos minimizan o anulan la acción de los antagonistas) demuestran que la contracción dinámica del cuadriceps en cadena cinemática abierta genera un cajón de la tibia. Ese cajón sub-normal no altera en nada al tendón o al neo-ligamento. y tracciones excéntricas relevadas. mientras que la reeducación haya sido llevada a cabo con el rigor descrito anteriormente.). esencialmente de los depresores de la cabeza humeral y los elevadores de la cintura escapular (inserciones inferiores del trapecio superior y el esterno-cleidomastoideo). comenzamos en un premier tiempo (semana 12-13) con contracciones isométricas en la posición más acortada (brazo en abducción). disminuida unos 5°. Es a partir de ese momento que la recuperación muscular puede proseguir de manera dinámica con cargas ligeras. Se sigue con contracciones excéntricas (semana 14-15). finalmente los rotadores. que serán gradualmente instaladas. Cuando el brazo unido al cuerpo puede elevarse a unos 90° sin dolor. No respetar estos objetivos exponen al riesgo de desequilibrios crónicos acompañados por sufrimientos diversos (condrales. etc. Sus "normalizaciones" constituyen la protección mas segura para el tendón o el ligamento correspondiente. tendinosos. esta será aceptable. lo que le permitirá jugar su rol de protector. la rodilla habrá recuperado sus amortiguadores para permitirle resistir a las acciones de la gravedad y de la masa corporal. capsulo-ligamentarios. sin ninguna otra fuerza que no sea la de la gravedad. hasta el contacto del miembro superior con el cuerpo (con el codo en extensión). en cadena cinemática cerrada o en cadena cinemática abierta de todos los músculos periféricos.5 % del peso corporal. Se solicita la elevación del codo. el refuerzo de todos los músculos circundantes. privilegiando a los rotadores externos ya que la debilidad de estos es con frecuencia el origen del desequilibrio escápulo-humeral. Ellos habrán tenido el tiempo suficiente para cicatrizar en el interior de una articulación estabilizada por el refuerzo del conjunto de fibras musculares estáticas y dinámicas. Luego se aumenta progresivamente la amplitud. Luego se solicita la contracción dinámica concéntrica que se obtiene con el brazo sostenido en abducción a la altura de la dirección del cuerpo del músculo. Se abordan finalmente los trabajos en posición de pie. Luego se repite el ejercicio con el codo en extensión.nula al final del 6° mes Esta progresión de la recuperación del cuadriceps deberá ser mantenida hasta la obtención de un valor suficiente igual a 37. se reinicia la progresión de amplitudes pero esta vez con cargas. unos pocos grados. El miembro superior es elevado pasivamente en abducción a la altura del hombro y solicitamos al paciente que descienda el brazo unos 5° (con el codo flexionado a 90°).

un buen trabajo de la correa abdominal debe ser corto y preciso. el acortamiento consecutivo al trabajo de la correa abdominal se traducirá por el retorno de un vientre plano.Sobre el plano de salud. Un buen trabajo de estos tiene un efecto benéfico. Solo esos elementos óseos deberían ser movilizados. y flexión dorsal de los pies.Sobre el plano estético. extensión cervical. . esta vez con las rodillas a 90° de flexión y luego a 60° de flexión. tanto sobre el plano de salud. como sobre el plano estético. con las rodillas 39 . pies al suelo región lumbar pegada al suelo. alivia a la región lumbar y permite un mejor equilibrio visceral. Refuerzo de los músculos abdominales: La retroversión de la pelvis no puede ser mantenida. en ese instante. Como sus respectivas movilidades son muy reducidas. Pedimos al sujeto que hunda el vientre y que eleve el pubis en dirección al mentón.Ella puede obtenerse cómodamente en decúbito dorsal. se pide levantar toda la columna lumbar del suelo. tendremos la participación sobre todo de las inserciones superiores de los glúteos y las zonas inferiores de los abdominales. . manteniendo durante la suspensión esa retroversión durante 10 segundos. la retroversión así obtenida libera la hiperpresión posterior lumbosacra. A 120°. La variación de los grados de flexión de las rodillas permite forzar al máximo a los husos musculares. son las inserciones superiores de los isquiáticos quienes más actúan. Los abdominales se extienden desde la base de la parrilla costal hasta las ramas pubianas. las manos a la altura de los hombros y dirigidas hacia el cielo (rotación externa de los hombros). Para un trabajo en la zona de inserción inferior de los abdominales. se coloca al sujeto en decúbito dorsal en la posición corregida (similar a la descrita anteriormente). El suceso de estos efectos benéficos depende de la precisión del trabajo de los abdominales. Comenzamos con ejercicios simples de flexión y extensión de la columna lumbar. Muy pocos profesionales de la salud saben trabajar con precisión a los abdominales. mientras que a 60°. La mayoría se esfuerza en obtener movimientos intempestivos de ascenso del todo el tronco o balanceos de piernas que son peligrosos para la región lumbar. Luego volvemos a posar el segmento lumbar cuidadosamente terminando con el sacro. Para la primera con los pies al suelo. sino con un tono muscular suficiente de los abdominales. Adoptamos una postura de corrección: las rodilla flexionadas a 120°. muy difícil de conseguir. para la segunda solo se necesita el apoyo de los talones al suelo. Esta suspensión del segmento lumbar genera un esfuerzo activo de los músculos retroversores de la pelvis Se reinician los mismos ejercicios. con la mínima separación del sacro (del suelo). A continuación se efectúa el mismo ejercicio hasta la elevación máxima del pubis.

el acortamiento concierne sobre todo al tercio superior. El segmento femoral anterior es paralelo al suelo. El sacro se despega del suelo levemente.I. con una rodilla apoyada al suelo. Solo la pelvis se moviliza. esa lesión debería cicatrizar en unas 6 semanas. así. Las dos manos se apoyan al muro. uni o bilateral. En ciertas patologías como la pubalgia. Mas allá de ese limite. entonces estos últimos tendrán la ocasión de acortarse. si no hemos obtenido previamente un estiramiento suficiente de los anteversores. La bisagra L5-S1 debe quedar imperativamente unida al suelo. Notemos que los abdominales serán más activos que los anteversores de la pelvis si estos son eficazmente estirados. posicionando los hombros. y acercar el talón a la región glútea. La bisagra dorso lumbar resta unida al suelo. cerca del muro. En ese caso. El estiramiento se obtendrá alejando la fijación superior sobre la E. y el hecho de forzar a ese músculo equivale a "separar los bordes de una herida". De frente a un muro. sin ninguna participación de los miembros inferiores.S. de la inserción inferior con un esfuerzo en retroversión. Para hacer trabajar a las inserciones superiores de los abdominales.totalmente flexionadas sobre el tronco. fijar el pie con la ayuda de la mano. Ellos son efectivamente más numerosos y potentes que los abdominales. La postura exige mucho rigor. mientras que es la porción alta del tronco la que "se enrolla". Entonces hay que trabajar en esa zona. y las piernas libres. Las mismas observaciones y precauciones para los oblicuos. la curación depende del respeto riguroso de estos datos biomecánicos. Se contraen los abdominales llevando a las ramas pubianas en dirección al mentón. la otra pierna flexionada a 90°. Es muy difícil estirar a los anteversores de la pelvis (recto anterior. Flexionar la rodilla al suelo y remontar el talón. serán las inserciones superiores del psoas las que entraran en acción. toda la región lumbar unida al suelo. Mas allá de ese limite. El tronco. sartorio) sin hacer trabajar al psoas.A. se realiza la misma posición para el inicio. existen a menudo en esta afección lesiones asociadas de la inserción baja del psoas. con el pie en el suelo. del mismo lado. Por otra parte. La otra mano queda apoyada al 40 . Estiramientos de los anteversores de la pelvis: Son ejercicios muy complejos para realizar. codos en extensión. La flexión de la rodilla solo sirve para fijar a los músculos de su porción inferior. Hemos visto que para los músculos de la región anterior del muslo. el segmento tibial anterior y el segmento femoral posterior están perpendiculares al suelo. tomara varios meses o varios años para curarse. son las inserciones bajas del psoas quines hacen "corto-circuito" con los abdominales. La elevación del tronco solo se realiza a nivel de los omoplatos. es el mentón quien se dirige al pubis.

generalmente mejor dominados. apoyados sobre los bordes externos de los pies. rodillas extendidas. puntas de los pies dirigidas hacia afuera (rotación externa). De rodillas. sobre todo a nivel del recto anterior. 41 . Recordaremos simplemente que es bueno variar los apoyos y las orientaciones del as piernas (separaciones. ejecutar un movimiento de retroversión de la pelvis por la contracción forzada de los retroversores. lo mas lejos posible. Sin modificar la posición del tronco. donde cada uno de ellos seguirá una dirección distinta. Adoptamos la misma posición. mentón hundido contra el pecho. Otra postura de pie: una pierna tendida hacia adelante. Algunos ejemplos de estiramientos posteriores: De pie: piernas separadas. rodillas extendidas. Se solicita al sujeto hundir el vientre y dirigir el pubis hacia el cielo. posar las manos al suelo. Este estiramiento afectara sobre todo a los músculos póstero-externos de los miembros inferiores. Esta postura de estiramiento posterior tensiona sobre todo a los grupos musculares póstero-internos de los miembros inferiores. El estiramiento se resiente inmediatamente. desde la punta de los dedos de las manos hasta los dedos del pie. realizar un esfuerzo con los músculos retroversores de la pelvis (co-contracciones de los abdominales bajos. la otra hacia atrás.muro. Estiramientos posteriores: Los estiramientos posteriores. rotación externa o interna. ya que así que producirá una hiperlordosis lumbar. Podemos obtener un estiramiento global y simultaneo del conjunto de músculos anteriores del cuerpo. sentados sobre los talones. Este estiramiento tendrá una gran eficacia. glúteos e isquiáticos superiores). Cuando la puesta en tensión es perfecta. etc. hacia atrás. Las diferentes posturas tipo "MEZIERES" conservan todo su valor. descender el tronco en dirección al suelo. a condición de no cometer el error de elevar la región glútea. deberían formar parte del grupo de ejercicios de reequilibrio. apoyo sobre el borde interno de los pies.) con la meta de estirar al máximo los husos musculares. siempre con el vientre hundido y llevando al pubis hacia el mentón. con los dedos dirigidos hacia atrás. pero esta vez con las puntas de los pies dirigidas hacia adentro.

A. cargar el peso del cuerpo sobre los talones. en rotación externa y en rotación interna. justo bajo la E. y sobre el tríceps sural del miembro retrasado. huecos poplíteos apoyados contra el suelo. Un apoyo para la cabeza esta situado sobre un soporte metálico. Se solicita al paciente que posicione correctamente la pelvis efectuando una retroversión activa. Un apoyo ventral orientable se fija a la altura de la pelvis. Los pies se colocan en un zócalo regulable. se pide al sujeto que separe las manos del suelo. Utilizados juiciosamente. en un primer tiempo. El tronco esta tendido en el vacío. En esta posición se obtiene el máximo de estiramiento sobre los isquiáticos del miembro que esta adelante. Ella necesita un aprendizaje del posicionamiento lumbar y un mínimo de rigor en la aplicación de esta. Todo esto manteniendo la retroversión de la pelvis. Estos son los encargados de luchar contra la gravedad y de proteger nuestros discos inter-vertebrales. pudiendo regular su resistencia.talones fijos al suelo. elevando los codos lo máximo posible para la intervención de los inter-escapulares. se pide pedir al paciente que hunda el vientre mediante la contracción de los abdominales inferiores y fijar el pubis contra el suelo por co-contracción de los retroversores. encargados de mantener la corrección lumbar. según necesitemos o no la participación de los músculos cervicales. Cada 42 . A continuación se alterna la posición de las piernas. los pies en flexión dorsal.I. las manos posadas sobre las puntas de los dedos del pie que esta adelantado. esta postura no representa ningún peligro. también reforzamos a los músculos retroversores de la pelvis. mentón hundido contra el pecho. y se acerca la frente a las rodillas. Se mejora el tono de esos músculos dorsales aplicando cargas progresivamente sobre la cima del tronco. Esto ira evidentemente en el sentido de la retroversión de la pelvis. y se lo puede situar sobre la espalda o a nivel da la nuca. Para obtener esto. En posición sentada: piernas extendidas y unidas. Esta postura de musculación dorsal puede reproducirse con la ayuda de un aparato de musculación concebido por un fabricante francés. verdaderos músculos erectores. especialmente de los pequeños músculos inter-apofisiarios. en la prolongación de los miembros inferiores. a pesar de los miedos que inspira. Esta elevación del tronco será obtenida gracias a la contracción fuerte del conjunto de músculos para-vertebrales. la frente cerca de la rodilla. constituye la postura mas adecuada para tonificar eficazmente a los músculos para-vertebrales. manteniendo al pubis contra el apoyo ventral y separando las cargas algunos centímetros. Con la misma meta. Refuerzo de los músculos de la columna vertebral: El decúbito ventral. Variar las posiciones con las piernas separadas.S. permitiendo igualmente el apoyo del tercio superior de los muslos. se atrapan los dedos de los pies con las manos.

Esas zonas se vuelven cada vez mas vulnerables y sensibles al menor traumatismo. sabiendo que una lesión. sintomático. Inversamente. El tratamiento causal considera al cuerpo en su globalidad. capsula. todas interdependientes entre si. cada vez más disminuirá la carga (alrededor de 10 % sobre el plano horizontal). ligamento. La medicina china otorga mucho más importancia a la causa que al síntoma. Si nos contentamos con un tratamiento local. y habrá que dispersar el exceso de energía 43 .vez que la postura se realiza en un plano más próximo a la vertical. ************************* Estas teorías sobre el desequilibrio natural del sistema muscular y las técnicas que así resultan. Estas variaciones solo tendrán valor si respetan rigurosamente la posición corregida de la pelvis. para tratar realmente a las causas de los problemas. cualquiera sea su localización. solo nos estaremos dirigiendo hacia el fracaso. etc. llevando a la lesión hacia la cronicidad. -----------------------------------------------Todas esas posturas constituyen ejercicios básicos a partir de los cuales podemos imaginar una gran variedad de movimientos. Así. En efecto. verdadera gestora del equilibrio del esqueleto. esas zonas serán privadas de una parte más o menos importante de su potencial de reacción y verán sus niveles de defensa considerablemente disminuidos. si realizamos el ejercicio cada vez más en el plano vertical. que solo es tratado en caso de urgencia. tendón. en lugar de tratar solamente a los síntomas. deberían ser sistemáticamente tenidas en cuenta. El conjunto de esos desequilibrios genera zonas de fragilización en cada parte del cuerpo.) Fragilizadas. Nuestra experiencia nos muestra que cuando los objetivos son alcanzados. la acupuntura tiene por objetivo una rearmonización del organismo mediante el reequilibrio de la energía de los meridianos. curara espontáneamente en el interior de un sistema orgánico armónico o rearmonizado. al menor esfuerzo mal controlado. un meridiano puede tener un exceso o una insuficiencia de energía. al frotamiento repetitivo de las superficies cartilaginosas o bien a una tensión anormal de las partes blandas (músculo. aponeurosis. el dolor articular o de origen discal desaparecen totalmente. más se aproximara la carga al 50 % del valor del peso corporal.

AINES. la lesión desaparecerá. liberaciones quirúrgicas) sin tener en cuenta los desequilibrios generados a distancia por las posturas reflejas antalgicas con adaptaciones "en cascada". ---------------------------------------------- 44 .y tonificar los meridianos muy débiles. y es indispensable en la lucha contra el dolor. agregando orientaciones sobre equilibrio alimentario. Fisiológica y Psicológica. Con esta técnica terapéutica no hemos tenido en cuenta al síntoma local. Este tratamiento global tiene en cuenta a los diferentes parámetros de la trilogía: Física. El tratamiento de una lesión del aparato locomotor será igualmente incompleto si nos contentamos únicamente con un abordaje de los síntomas (fisioterapia. Una vez que estos meridianos sean reequilibrados. masajes. infiltraciones. que no se puede disociar del tratamiento físico. El tratamiento sintomático debe ser el punto de partida para un reequilibrio de todo el sistema muscular.

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->