P. 1
Razones para Creer

Razones para Creer

4.75

|Views: 1.086|Likes:
Publicado porAntonio Colao

More info:

Published by: Antonio Colao on Dec 31, 2008
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF or read online from Scribd
See more
See less

07/20/2013

Aunque un grupo de laAdoración Nocturna no me lo
hubiera pedido, no dejaría de responder a la carta que fue
divulgada en este mismo Diario, el pasado día 10, por don
Javier González Vallina. Si es ateo -como intenta
demostrarlo- que nos deje en paz contemplando las
maravillas que Dios ha hecho en la Tierra y en el Cielo,
como nosotros dejamos sosegados a los anticristianos.Ysi
usted juzga que Dios no puede existir viendo los males que
sufrimos, nosotros le hacemos saber que el Todopoderoso
es el campeón de la libertad con todas sus criaturas.

Él nos ha dotado de talento y conciencia para que
practiquemos el bien y desterremos el mal. Él ha puesto en
nuestras manos sus preceptos para que los guardemos
escrupulosamente. Él -como Hombre- nos ha dado ejemplo
de amor, de castidad, de mansedumbre, de paz, de
solidaridad, de concordia y perdón; y nosotros le damos el
ejemplo del crimen, de las violaciones, del hedonismo, del
divorcio, de la corrupción, del aborto, de las guerras, de
nuestra antirreligiosidad y desprecio por el camino que nos
enseña, por todas las verdades que resplandecieron siempre
y siguen iluminándonos dos mil años después, a los que
creemos en Él.

Acerca del sufrimiento de tantos inocentes, téngase
en cuenta que todos los seres humanos formamos el Cuerpo
Místico de Jesucristo, y cuando uno o muchos se
corrompen, todos tenemos que resistir y soportar las
consecuencias de las ovejas negras, ¿le parece injusto al
señor Vallina?. Claro que sería improcedente si todo
terminara con esta pobre vida. Pero como Dios nunca es

179

viejo, siempre tiene tiempo para juzgarnos y hacer que los
justos brillen como el sol.

Le sugiero al señorVallina que lea la parábola del rico
Epulón y el pobre Lázaro (San Lucas 16, 19-31) si quiere
saberquiénessonlosdesdichadosylosventurosos.Pues negar
la existencia de Dios nunca dejará de ser una insensatez,
¿cómo sabe usted que no existe? ¿quién se lo ha dicho?.

Si usted hubiese dado una vuelta por el espacio y se
acercara al astro Quásar PKS, que se encuentra a 15.000
millones deaños-luz,ycontemplaralosquehayensu entorno
alcanzando la velocidad de 276.000 Kilómetros por
segundo, y luego nos dijera quién es el chófer que los guía
para evitar las hecatombes celestiales, nos daría qué pensar.
Pero si de un plumazo quiere saber más que la Iglesia
milenaria con todos los santos, los papas, los cardenales y
los obispos, vivos y muertos, y encima quiere corregir a
Dios, sólo nos queda soportar el pasmo que nos propina su
insolencia y dar gracias a Dios por todos los bienes que
nos concede, y sobre todo, por tener fe. Gracias Dios mío.

Publicado en “EL COMERCIO” 15-Agosto-1996

180

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->