La Cosiata (de la cosa esa) o revolución de los morrocoyes fue un movimiento

político que estalló en Valencia llevado a cabo por el general Patricio Lopez el 30 de abril de 1826 con la finalidad de separar a Venezuela de "La Gran Colombia". Originalmente no tuvo la intención de separar a Venezuela de la Gran Colombia, sino de exigir la reforma de la Constitución de Cúcuta y anunciar su rompimiento con las autoridades de Bogotá, aunque manteniéndose bajo la protección del Libertador. Un movimiento similar hacia 1829 logró la separación completa del departamento de Venezuela de la antigua Colombia. Los críticos de Páez consideraron que con este evento traicionaba a Simón Bolívar y su idea unificadora, para conseguir la formación de la República de Venezuela, auspiciada en gran parte por "José Antonio Páez". Carlos Soublette afima en 1826: «El nombre de colombiano es la cosa más destituida de significación, porque nos hemos quedado tan venezolanos, granadinos y quiteños como lo éramos antes, y quizás con mayores enconos». Lo cual comprueba -afirma Vallenilla Lanzque la Colombia de Bolívar no fue jamás una nación, sino un Estado Militar». El Libertador, en efecto, veía esta unión como una necesidad militar. En carta a O'Leary, fechada en Guayaquil, el 13 de septiembre de 1829, dícele Bolívar: «Los hombres y las cosas gritan por la separación, porque la desazón de cada uno compone la inquietud general. Últimamente la España misma ha dejado de amenazarnos; lo que ha confirmado más y más que la reunión no es ya necesaria, no habiendo tenido esta otro fin que la de concentración de fuerzas contra la metrópoli». La Constitución de Cúcuta causó malestar entre los venezolanos, y fue jurada en Caracas bajo protesta por la Municipalidad. Santander en la Vicepresidencia de la República, y la escogencia de Bogotá como capital, fueron también puntos de discordia. En Venezuela, pues, se veía con disgusto una unión con los granadinos que en nada la favorecía. La constitución central, que no podía ser reformada antes de 10 años, preveía ciertas medidas federales con el paso del tiempo, pero dependía de la cultura de acatar la constitución y la ley. Mientras bandas de bandoleros pululaban en Venezuela que estaba recuperándose de la guerra emancipadora, ante el temor de una supuesta Santa Alianza, mediante la cual se estaría formando en Europa un poderoso ejército para reconquistar a América, Santander decreta el 31 de agosto de 1824 un alistamiento general de todos los ciudadanos, de dieciséis hasta cincuenta años, con las excepciones del caso. Fue una orden terminante, reiterada, y quizás por la misma repugnacia que causaba a Páez su cumplimiento, el Jefe llanero demoró su ejecución casi todo el año siguiente. En la capital de Venezuela, existía el "Club de Caracas", entre ellos, el coronel Francisco Carabaño o el periodista Antonio Leocadio Guzmán y el doctor Miguel Peña, estos dos autores del proyecto de coronación de Bolívar. Esta circunstancia fue aprovechada para preparar un coup d'État. El llamado general a alistamiento por el general venezolano fue un completo fracaso, pues en un principio solo pudo reunir 800 ciudadanos; a pesar de todo, el ciudadano general de

escrito por el animoso Peña. y el 14 frente a Cartagena. Desgraciadamente. si le responde. pues. Santander mencionaba a Bolívar que: "En el oficio de Páez a Ud. Páez ordenó a tropas de los batallones "Anzoátegui" y "Apure" que condujeran a todos los ciudadanos que fueran encontrados en las calles para encerrarlos en el convento de San Francisco. que mi carácter es franco y sincero. pero yo vivo más contento de ciudadano en un régimen en donde nada hay vitalicio y las leyes tienen vigor por su propia fuerza… Deseo mucho. mucho hablar con Ud. pues conociendo el país colombiano y a muchos hombres. Santander envió su informe al Congreso. suspende a Páez de la Comandancia General y le llama a Bogotá para que responda los cargos en su contra. hasta el punto que en carta del 6 de julio de 1826. Ud. . que lo estaba previendo todo: «A mis ojos. Esta confianza me anima y consuela en el presente caso […] Me parece que Ud. en efecto. en cualquier acto público.brigada Juan Escalona. que el historiador David Bushnell atribuye a la incapacidad de los venezolanos de formar milicias nacionales en comparación con Nueva Granada. El Senado. es justo. ofreció su valiosa cooperación para hacer cumplir el decreto. Ud. antes que vaya a Venezuela. me han llenado de groseros e inmerecidos insultos. ha estado el 9 frente a Santa Marta. en fin. y los pasos que di para impedirlo. sabe a cuáles disposiciones del Congreso he concurrido y a cuáles me he opuesto.. el decreto. Carreño. al ser admitida el 27 de mayo por 15 votos contra 6. autorizó a las tropas para que allanaran las casas y abrir fuego si era necesario. me haga la debida justicia. y por eso está tan embullado. la acusación contra Páez prosperó en el Senado de Colombia. intendente del departamento de Venezuela. Montilla. que iba a juzgarlo. Cabe aquí la expresión de Bolívar. Quizá han pensado en ganarme ofreciéndome el principado de Cundinamarca. Al hacer una segunda y tercera convocatoria con el mismo resultado. no reconoce semejante reyezuelo. pues mi honor como magistrado puede padecer por estas indignas venganzas del doctor Peña. al comienzo de saqueos. puedo darles informes oculares y cuantas noticias Ud. El Intendente y el Concejo de Caracas lo acusaron de hacer una recluta con excesos y abusando de su autoridad. Yo espero que Ud. sabe mi repugnancia a que se acusase al general Páez. Santander". de P. Bermúdez. su más agradecido servidor y fiel amigo. Cumplió. y si no. debe contar a todo trance con Urdaneta. la ruina de Colombia está consumada desde el día en que usted fue llamado por el Congreso». Importa. mi general. La escuadra española. sabe cuál ha sido mi conducta con Páez. Páez se imagina ser el príncipe reinante en Venezuela. y hace justicia sin consideraciones humanas. con Venezuela y con toda la República. Existen historiadores que niegan esta version y se inclinan hacia la hipotesis de que José Antonio Páez fue llamado por el senado de Bogotá por no haber cumplido la orden de alistamiento oportunamente. El general Páez había manifestado que llegaría a Bogotá para comparecer ante el Senado. y al final dice que no habiendo tribunal que juzgue a Páez.. y sabe. quiera. F. dos fragatas de 50 y dos de 44 y una goleta. Siempre permaneció la amenaza de una flota española envíada con la finalidad de reconquistar sus antiguas colonias. enérgicamente. compuesta de un navío de 74. le corresponde esa función al Congreso. violaciones y asesinatos. No es cosa de cuidado… Soy de Ud. Padilla y todos los pardócratas para oponerse a los planes monárquicos de Páez y Carabaño. el general venezolano se divertía en las riñas de gallos.

y también recordó la brillante trayectoria del general Páez y la necesidad de contar con su persona si era posible por el bien de la Unión. porque parece que a este punto está reducido el capítulo de acusación.. y de que el tribunal ante quien ha de presentarse es íntegro e ilustrado… Soy de todo corazón su amigo y compañero. Innumerables son los ejemplos de la historia.Enviando la documentación correspondiente para presentar el informe de la situación solicitado. Bien sensible me ha sido este procedimiento. etc. F. asesorado por quienes creyeron que el Congreso sería el cadalso del hombre fuerte de Venezuela. y cuanto puede necesitar en ella. la conducta que ellas observaron. Yo puedo anticipar la opinión de que con tales comprobantes. vindicado el Gobierno que le confió a usted la comandancia general. decíale: ". Milcíades [. de Trujillo. Debe usted. Briceño. No se acongoje usted por este suceso. Páez no acudirá a ese llamado.. Espinosa. E. de Popayán. etc. Tenga usted confianza en la integridad de los senadores. el general Páez. Mi querido general.roto] tuvo que refugiarse donde el enemigo de su Patria.. Deseo ardientemente hacer a usted cualquier servicio útil y coadyuvar a dejar bien puesto su honor y reputación. otros inocentes han sido en las repúblicas antiguas víctimas ilustres de un partido o de sus enemigos. Si usted es inocente. y Arroyo.. con otras reflexiones que me parecieron justas. por lo que he entendido. fresca como . En carta del 30 marzo de 1826 a su viejo camarada de armas. y el tiempo en que permanecieron en la operación de recoger gente. la verdad al fin triunfará. pues usted sabe que me he considerado siempre su amigo. Santander". Temístocles vencedor en [. Se presenta a usted una nueva ocasión de acreditar sumisión a la ley y de poner en claro su conducta militar en los sucesos del día 6 de enero pasado en Caracas con motivo del alistamiento. Scipión es acusado ante el Senado. para lograrlo. quedará satisfecha la opinión pública. Es superfluo en estas circunstancias que yo ofrezca a usted mis servicios personales.. Si usted quiere usar el informe que dí a la Cámara de Representantes en este negocio. Venga usted oportunamente y venga con la confianza de que en Bogotá tiene amigos entres quienes no soy el último. y confundidos sus enemigos. y salvos los derechos del pueblo. Usted me avisará oportunamente cuando llegará a esta capital. en él me parece que procuré inclinar a la Cámara a suspender su deliberación hasta que estuviera mejor comprobado el cuerpo de la falta grave que se imputaba a usted. pero se declaró en franca rebelión. el teniente coronel Márquez y los señores Maldonado. de Guayaquil. hacerse de documentos bastantes que comprueben los motivos urgentes que le impelieron a destacar partidas de tropa armada por las calles.. de Quito. Phoción [.. puede usted pedirlo oficialmente.roto] es desterrado. Como comandante general de Venezuela. Yo facilitaré a usted cuantos medios legales estén a mi alcance para que usted logre la más solemne y completa vindicación... entregó el mando a su acusador Juan de Escalona. no han votado por la admisión de la acusación. y conducentes a asegurar todo procedimiento. el Vicepresidente Santander aprovechó para solicitar que el Congreso procediera con mucha prudencia en una crisis política que estaba afectando la relación entre Caracas y Bogotá. Seis de ellos.. y este título debo acreditarlo en ocasiones como la presente. Camilo sufre diversas expatriaciones. las órdenes que les dieron. ha admitido la acusación intentada contra usted por la Cámara de Representantes. de P.A S. aunque puedo asegurar a usted. que no ha habido animosidad por parte del Senado... a saber: el general Padilla. compañero y amigo: Tengo el disgusto de anunciarle que el Senado.roto] fue sepultado en prisiones. por una mayoría de votos.. ellos respetan mucho la opinión general y tienen probidad para no fallar por pura pasión e intereses privados. el juicio será favorable a usted. conforme a los principios liberales.

Hubo combates entre tropas rebeldes y leales a la constitución. La Municipalidad de Caracas. A medida que avanza.estaba la muerte de Leonardo Infante. Y en esto tuvo en Bolívar su principal apoyo. y coincidiendo con la voluntad general del pueblo. Al recibir Escalona la Comandancia General. medio pastor. que se había reunido el 27 de abril. y no le echo la culpa sino a Peña. porque el ilustre Concejo de Valencia. te aseguro que lo he sentido sobre mi corazón. En medio de la más entusiasta aclamación. En realidad. se produjeron desórdenes. cubierto con una gorra encarnada y cabalgando como un discípulo de Franconi. como en efecto mandó. pues yo sé que está al lado de Páez. que con tanto celo había actuado contra Páez ante el Senado de Colombia. acuerda expresar su resentimiento a Páez por la suspensión de su cargo y se muestra confiada en que justificará ante el Senado su inocencia. Dicho de otra manera: al ídolo se le arrancó de cuajo de su casa. El general Rafael Urdaneta le escribió una carta al Vicepresidente Santander con fecha del 13 de mayo de 1823 informándole: "Se realizó mi funesto pronóstico respecto de Páez: mi comunicación oficial que conduce el oficial Rueda reimpondrá de todo. los concejales caraqueños se sumaron al pronunciamiento de Valencia -un verdadero golpe de Estado-. a cuya sombra puede salvarse". El 14 de mayo de 1826 Páez. modera su marcha. la mitad del batallón "Apure" se amotinó en defensa de la constitución. originando de paso su suspensión. «considerando inevitable el suceso. medio húsar. si ya no lo estuvieses de oficio. montado en pelo. ahora lo apoya. y ante la imposibilidad de trocar de alguna manera el dictamen del Congreso. ahora jefe civil y militar de Venezuela. lo llevó hasta la Municipalidad y lo instaló en su trono para que desde ese día mandara. un oficial venezolano a quien se le siguió considerada injusta causa y atroz sentencia. sonríe a la muchedumbre. ofreciendo guardar y hacer guardar las leyes establecidas. para demostrar su llanería: «y de entre una nube de polvo se adelanta un jinete sin silla. La Municipalidad de Valencia. lo cargó la multitud en hombros. no tenía por qué ir a Bogotá. y hasta tres muertos hubo. saluda a los hombres con . que fueron presentados en la plaza. ¿Cómo fue recibido Páez en Caracas? El relato de la época nos lo pinta con vivos colores. El 30 de abril volvió a reunirse la Municipalidad en virtud de que el pueblo se había amotinado para aclamar a José Antonio Páez y pedir su reposición como Comandante General. prestaría juramento ante el Gobernador Peñalver «por Dios y los Santos Evangelios. determinó: que Su Excelencia reasumiese el mando». Poco después se dirige a Caracas. con condición de no obedecer las nuevas órdenes del gobierno de Bogotá». Había llegado a la capital el 19 de mayo. una guerra civil y cuando Páez llegó a sitiar nuevamente a Puerto Cabello. analiza el caso de Páez. En sesión multitudinaria del 5 de mayo de 1826. a las 6 de la tarde. La agitación se extendió por toda la ciudad carabobeña.

grita como para hacer tumbar las montañas: «¡Viva Bolívar! ¡Viva Páez! ¡Viva Venezuela!» En la proclama de ese mismo día 19 a los venezolanos. Aunque dice que no recibirá órdenes de Bogotá. Cuando días más tarde. reaccionó completamente escandalizado y ordenó arrestar inmediatamente a los mensajeros aunque era tarde. Obsérvese cómo en todos los pronunciamientos.que tuteaba al Libertador. aunque se le llegaría a prohibir pisar Venezuela. y al instante el pueblo. es cierto que se piden reformas a la Constitución de Cúcuta y se acelere la convocatoria de la próxima Convención. le escribe al Libertador. y él no será sordo a los clamores de sus compatriotas». ha ofrecido mantener las cosas en el estado en que estaban. se mantienen dentro del ámbito de Colombia y bajo la autoridad del Libertador. Cuando el general Páez le anunció que llegaba a Venezuela como simple ciudadano. mientras que los comandantes generales y las tropas leales que habían contado con control de toda Venezuela excepto Caracas y bajo Apure fueron reprobados. "insidias" de Santander. Con el temor de una guerra civil compartida por Bolívar y Santander aunque variando en algunos métodos. el coronel Guillermo Fergusson. nadie me ha . y los promotores de esta Revolución de La Cosiata. Las damas están a la reja: él se yergue. lejos de rivales envidiosos. Mientas el doctor Miguel Peña y el coronel José Hilario Cistiaga eran despachados como emisarios por Páez y tocaron la fibra sensible de Bolívar. Nadie me ha recusado. le pedirá: «Véngase usted a ser el piloto de esta nave que navega en un mar proceloso. Páez y los militares que participaron en la rebelión fueron anmistiados e incluso fueron premiados y recibieron ascensos. Páez confirma: «El Libertador Presidente será nuestro árbitro y mediador. y a pesar de su responsabilidad terminaría negándose a reconocer la autoridad de Páez y trasladándose a territorio leal. que lo ha comprendido. Por eso puede leerse en una carta suya: «El General Páez manifiesta por ti el mayor respeto y consideración. después se inclina respetuoso. y te ha proclamado en el ejército y en todas partes. sin hacer ninguna novedad hasta que vengas y resuelvas lo que te parezca conveniente». condúzcala a puerto seguro. había recapturado el oeste de Venezuela en solamente 2 días al derrotar a cuatro batallones de milicias y ocho escuadrones de caballería apoyados por cuatro piezas de artillería. En su camino se hallan tres casas pertenecientes a la familia del Libertador. Sí es verdad que se está contra el Gobierno de Bogotá y contra las. la figura de Bolívar se conserva incólume. y olvidado de una multitud de ingratos que comienzan su servicio cuando yo concluyo mi carrera». venerada por todos.la mano y a las hermosas caraqueñas con miradas y besos. y permítame que después de tantas fatigas vaya a pasar una vida privada en los llanos de Apure. entonces primer ayuda de campo del general Bolívar que comandaba un batallón en la vanguardia. el Libertador le respondió: "¿Qué podré yo hacer como un ciudadano? ¿Cómo podré yo apartarme de los deberes de magistrado? ¿Quién ha disuelto a Colombia con respecto a mí y con respecto a las leyes? El voto nacional ha sido uno sólo: reformas y Bolívar. el 25 de mayo. en todas las manifestaciones y en la correspondencia. según el nefasto Miguel Peña. donde viva entre mis amigos. Fernando Peñalver era uno de los pocos -contando a los familiares. y el propio Páez recibió la espada forjada para Bolívar en el Perú. Pero abiertamente no se ataca a Bolívar.

A todo el mundo escribía recomendándola. y hasta usted no me debe la existencia? El Apure sería la habitación del vacío. La Cosiata Fue un movimiento separatista ocurrido en 1826. En este movimiento se colocan alrededor de la figura de José Antonio Páez dos grupos.. y los puestos que la tiranía les habría signado serían escarpias y no las coronas de gloria que ahora ciñen sus frentes. Jamás concebiré que usted lleve hasta ese punto la ambición de sus amigos y la ignominia de su nombre. y los bravos de aquel ejército.. ¡Y ahora me quiere usted como simple ciudadano! ¡Sin autoridad legal! No puede ser. por otra. y con escala en Bogotá. Ya no habrá motivo para queja ni desobediencia.. El Vicepresidente mismo ya no manda nada aquí. ¿Qué no me deben todos en Venezuela. da una estabilidad firme al gobierno unida a una grande energía y conserva ilesos los principios que hemos proclamado de libertad e igualdad». le envía con O' Leary «muchos ejemplares». data de un tumulto causado por tres asesinatos. que usted me quiera ver humillado por causa de una banda de tránsfugas que nunca hemos visto en los combates. sin mis peligros. No pretenda usted deshonrar a Caracas haciéndola aparecer como el padrón de la infamia y el ludibrio de la de la ingratitud misma. se entiende suprema. y sin las victorias que he ganado a fuerza de perseverancia y de penas sin fin. general. . El origen del mando de usted viene de municipalidades. como en efecto la pedían. aunque tenía pruebas positivas de la buena fe y la amistad del general Santander. Tanto deseaba el Libertador que la Constitución de Bolivia fuera asimilada por los colombianos. por quien sentía antipatía pero se conocían como hombres de honor. se allanaba el camino. y pidió su castigo. mi querido general”.. pues pidiendo los venezolanos reforma constitucional. Por una parte el de los antisanderistas valencianos. El coronel Daniel Florencio O’ Leary con la Constitución boliviana había sido enviado a Venezuela en 1826.. que como caudillo se rebelaría nuevamente. Usted mi querido general. No hay más autoridad en Venezuela sino la mía.degradado. A Páez. Por estos días el Libertador estaba más que entusiasmado con su Constitución Boliviana. ¿Quién. por lo cual cayó en desgracia y su antipatía se convirtió en odio e intentó hacer todo lo posible por reivindicarse a ojos de Bolívar.. consciente de que esa Constitución «abraza los intereses de todos los partidos. me arrancará las riendas del mando? ¿¡Los amigos de usted y usted mismo!? La infamia sería mil veces más grande por la ingratitud que por la traición. Este título me honraría millones de veces recibiéndolo por fruto de mi desprendimiento. intentó convencer sin éxito a Páez de detener la rebelión. comandados por el doctor Miguel Peña y. Nada de esto es glorioso. No lo puedo creer. No es posible. que podría asegurarse que esta revolución de Venezuela convenía a esas intenciones de Bolívar. cuyo centro estuvo en la municipalidad de la ciudad de Valencia. pues.. no estarían mandando en Venezuela. como lo dice mi decreto. el sepulcro de sus héroes sin mis servicios. Yo he venido desde el Perú [llamado insistentemente por Santander desde antes] por evitar a usted el delito de una guerra civil: he venido porque Caracas y Venezuela no volvieran a mancharse con la sangre más preciosa. lo volvería a traicionar y separaría a Venezuela de la que fue primer presidente.

Predicaban el odio contra él. como el santanderismo en la Nueva Granada y el grupo de catedráticos de legislación y economía política que mueven la masa estudiantil. reformistas dirigidos por la oligarquía caraqueña. . Lo presentan como una figura proclive a la tiranía y critican todos los actos de su gobierno. Tanto el paecismo en Venezuela. Para ellos Bolívar era un usurpador de los derechos del pueblo. se encargan de fomentar el descontento contra el Libertador. este último grupo se le une como aliado en la búsqueda de sus fines políticos. que quería imponer el despotismo militar por encima del orden y la potestad de las leyes.el de los antibogotanos. mientras procuran enaltecer la personalidad de Santander como digna de respeto y admiración.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful