CAPÍTULO X LAS RESERVAS DEL PENTATHLÓN Dr.

Jorge Hernández Ibarra El CÓDIGO FUNDAMENTAL en el artículo Nº 45, establece que “Se consideran como RESERVAS todos aquellos miembros que habiendo pertenecido al ACTIVO del PENTATHLÓN, no puedan desempeñar el trabajo del activo, pero que simpaticen y quieran seguir perteneciendo al grupo, fijándoseles un mínimo de actividades dentro de la categoría a que pertenezcan”. El artículo mencionado fue “letra muerta” por muchos años y prácticamente se inician sus actividades como GRUPO DE RESERVAS el 11 de septiembre de 1966 cuando el Jefe del Pentathlón, Primer Comandante de Inf. Inst. Lic. SERGIO ÁLVAREZ CASTRO, designa al Primer Comandante de Inf. Inst. Ing. JORGE GILLING CABRERA como Jefe del Grupo de Reservas y al Primer Comandante de Inf. Inst. Dr. JORGE HERNÁNDEZ IBARRA, como Subjefe. El 7 de septiembre de 1969, el Comandante Gilling Cabrera presenta su renuncia al cargo mencionado, por lo que me ocupo de la Jefatura del Grupo. Nuestro trabajo fue coordinar el programa del Grupo, acorde a los siguientes puntos: 1.- Hacer un registro con los mínimos datos, pero necesarios, de todos aquellos que habían solicitado su baja del activo: Nombre completo, edad, ocupación, domicilio y números telefónicos. Cuerpos a los que perteneció en el activo y último grado jerárquico. 2.- Por acuerdo de la Comandancia General del Pentathlón, el Departamento del Detall, nos entregaría mensualmente un listado con los nombres de las bajas por solicitud. 3.- Para dar cumplimiento a lo de “fijándoseles un mínimo de actividades”, se les pidió a los miembros de las Reservas, como mínima actividad, que estuvieran al pendiente de toda información relacionada con la Institución, en medios como periódicos y revistas, la radio o la televisión. Por nuestra parte y acorde a nuestras posibilidades, les enviaríamos información sobre las actividades del Pentathlón en general. 4.- Si algún miembro de la Reserva, tuviera alguna idea o proyecto aplicable a la Institución, y quisiera realizarlo, la Jefatura de las Reservas le ayudaría para ese efecto, o bien, le referiría a la dependencia pentathlónica correspondiente, para su realización. 5.- Asimismo, y es quizá este punto el más importante, de que los miembros de la Reserva que desearan organizarse en grupos, con las características y designaciones que ellos acordaran, amén de las finalidades, recibirían todo el apoyo de la Jefatura. Han sido varios los grupos que se han formado con pentathlónicos de la Reserva: DIRECTORIO DEL PENTATHLÓN Es quizá el primer grupo que se constituyó con miembros de la Reserva; dirigido por el Ing. GILBERTO YAMAMOTO HERNÁNDEZ y colaborando con él, RODOLFO VERA MEJÍA, FERNANDO VÁZQUEZ RUIZ, RAÚL TELLEZ SAN MARTÍN y PEDRO DE LA TORRE MURRIETA; quienes en diciembre de 1971 editaron el DIRECTORIO DEL PENTATHLÓN, con nombres, direcciones, números telefónicos, áreas de trabajo, etc., tanto de pentathlónicos del activo como de la reserva. 219

Gilberto Yamamoto Hernández (Fotografía cortesía de Ricardo Ruiz Sánchez)

COLEGIO DE PENTATHLETAS A.C. Posteriormente el Ing. GILBERTO YAMAMOTO HERNÁNDEZ, quien a su paso por el activo del Pentathlón, había sido Director de la Escuela de Cadetes y Jefe de la Sección Militar del E.M.G., formó el Colegio de Pentathletas A.C., organismo que se dedicó a dar cursos de superación personal, basándose en principios de la Ideología Pentathlónica, y con importante participación de jóvenes del Pentathlón Femenino, que dirigía MARÍA SANVICENTE BAUTISTA. Los cursos fueron exitosos, a tal grado que motivaron a que otros miembros del Pentathlón, en forma privada, crearan escuelas de educación secundaria en su mayoría, y con el reconocimiento de la Secretaría de Educación. Me recuerdo de una que tuvo mucha fama como buena escuela, y que fue dirigida por los hermanos ZÁRRAGA MUÑOZ. ASOCIACIÓN NACIONAL DE EGRESADOS DEL PENTATHLÓN Grupo de pentathletas que ya no estaban en el activo de la Institución y en 1971 constituyen un grupo con esta denominación, que se reunían con la finalidad, expresada por ellos de “mantener viva la llama de la unidad y los lazos afines, surgidos en la actividad de la Institución, en la lucha por un ideal, sin más armas que el deseo de superación, sin más seguridad que la convicción de ser constante, y sin otra garantía que la posibilidad de lograrlo”. Fue un grupo que se inició con 29 pentathletas dirigidos por el Ing. ISSAC MOSCOSO L., que organizaban desayunos el primer domingo de cada mes. A esas reuniones han acudido muchos pentathlónicos, y cuando cumplieron 19 años de estarse reuniendo, publicaron un directorio de pentathleta

220

UNIÓN NACIONAL DE ORGANIZACIONES PENTATHLÓNICAS Efímero organismo del que nada puedo decir de su presencia, salvo que fue un proyecto del Lic. AUGUSTO PONCE CORONADO, secundado por un grupo de egresados del Pentathlón Deportivo Militarizado Universitario. HERMANDAD PENTATHLÓNICA A. C.

La HERMANDAD PENTATHLÓNICA, es un grupo de las Reservas creado a iniciativa del Oficial ARMANDO GOVEA ÁLVAREZ DEL CASTILLO y secundado por brillantes miembros del Pentathlón, que la impulsaron con su entusiasmo y experiencia. La Hermandad nace en 1968, incipiente aún, se da una reyerta entre el Oficial Armando Govea y su servidor Hernández Ibarra, en mi carácter de Jefe del Grupo de Reservas. Nos habíamos reunido una mañana en el restaurante Sanborns para cambiar impresiones. Yo capté el sentir de Armando Govea, que planeaba reunir a un grupo de egresados del activo de la Institución, dándole todavía un matiz militar o sea con un Comandante, un Estado Mayor y Jefaturas de Área, por considerar que la disciplina militar es básica como disciplina de grupo, indispensable para una mejor cohesión del mismo. Mi sentir era diferente; sin lugar a dudas la disciplina militar es muy importante, es fundamental en el desarrollo de nuestros jóvenes y muy necesaria como disciplina para el logro de nuestras finalidades; pero en una agrupación de hermanos, que es la idea de “Hermandad”, además de egresados, ya no nos es necesaria esa disciplina. Sin embargo, acepté esas características para el grupo. El problema estuvo en que el tozudo de Armando no aceptaba que la Hermandad, fuera un grupo de las Reservas. La reunión se caracterizó por no llegar a acuerdo alguno en este aspecto, pues nos encontramos “Piedra con Coyol”, 221

por lo que nos retiramos sin convenio alguno. La Hermandad Pentathlónica siguió su trabajo, se desarrolló y ha dado muy buenos frutos. Integraron la Hermandad personas muy singulares, de talento, intuitivos en sus ideas, que llegaron a hacer de sus actos toda una tradición. Mencionar a cada uno de los miembros de esa legión de pentas de alto espíritu, me es imposible, por lo que me concretaré a señalar algunos de los que perduran en mi memoria, gracias al trato frecuente que tuve con ellos: FERNANDO GONZÁLEZ AGUIRRE, “El Popito” (por el volcán el Popo), piloto aviador. Ingresó al Pentathlón en el año de 1939 donde desarrollo meritoria labor, como la de impulsar el alpinismo en la Institución. En 1954 solicitó su baja del activo. Fue un gran promotor y Jefe de la Hermandad. VICTOR ALBERTO ANZALDO Y REGALADO, ingresa a la Institución en 1942. Por su actividad institucional obtiene el grado de Primer Oficial de Infantería. Destaca sobremanera en filosofía, la que en mucho relaciona con la Ideología Pentathlónica. Es autor de dos interesantes libros: “El Hombre, Ser de la Ciencia y la Información”, que publicó en 1980 y el otro cuyo título es: “GUSTAVO BAZ, EL HOMBRE; libro publicado en 1988, en donde penetra en la vida del maestro, pues durante muchos años fue su secretario particular (página 142). Con admiración y respeto recuerdo a LEONARDO HERRERA y ESCALONA, al Prof. CARLOS JALIFE ELÍAS (página 70), a FERNANDO VERA MANZANARES quien en mucho colaboró conmigo, cuando fui Jefe del Pentathlón, al inolvidable HIGINIO SÁNCHEZ CORELLA, mejor conocido como “El Tractor”, al hombre de ideas acertadas ROBERTO NUÑEZ BASSÓ, al Dr. PEDRO TÓRREZ ORTÍZ, al famosísimo “Chato Kerr” JORGE KAIRE RODRIGUEZ, al gran constructor, el Ing. JORGE MUNGUÍA miembro del Internado Sección “A” y notable jugador de futbol americano, al escultor michoacano radicado en Janítzio, RUBIO HERNÁNDEZ OBREGÓN, autor del pequeño “Oso” con chistera y bastón al hombro, dando el paso firme y que es el símbolo de la Hermandad Pentathlónica, escultura muy difundida en el grupo; al Ing. CARLOS HUACUJA y HERMOSILLO, al siempre activo GUSTAVO A. RAMÍREZ RODRÍGUEZ, etc. Sería interminable la lista de nuestros buenos amigos; y a manera de colofón de los notables pentathlónicos de ese grupo, quiero referirme a uno en especial: MANUEL SALVADOR BRIBIESCA Manuel S. Bribiesca es ejemplo del hombre de gran corazón pentathlónico, que perteneció al linaje de los hombres insólitos, que a su genio y nobleza lo envuelven con el manto de la sencillez; pero a pesar de eso, se hicieron notables. Manuel en el arte siempre tuvo enhiesta nuestra bandera guión, hombre que nos legó valiosas obras, que por señeras, nos han servido en mucho, para simbolizar al Pentathlón Deportivo Militarizado Universitario. Son sin duda alguna, un material histórico de gran valor institucional. Manuel nació en León, Guanajuato; estudió en la afamada Academia de San Carlos, para recibir el título de Maestro en Artes Plásticas y en 1961 inauguró su Taller y Academia, donde formó a muchos destacados artistas mexicanos. Son incontables las exposiciones en las que participó, unas veces colectivas y otras individuales, pero con mucho éxito, lo que motivó a que fuera invitado a exponer en Japón,

222

que por cierto, una pintura que fue muy elogiada allá, un óleo titulado “Jazz”, la donó a la Hermandad Pentathlónica. El Maestro Bribiesca es el autor del cuadro “ÁGUILA EMBLEMÁTICA PENTATHÓNICA, cuadro que según palabras de él mismo, lo pintó en 1948 y en el mes de mayo de 1949 lo donó al Pentathlón, con el deseo de hacerle sentir a la juventud inquieta del Pentathlón, el sabio contenido que brota de nuestro lema: “PATRIA, HONOR Y FUERZA” “El cuadro está inspirado- dice Manuel - en la fuerza del contenido, tanto de nuestro PENTÁLOGO, como del IDEARIO PENTATHLÓNICO. Escogí el ÁGUILA- continúa el maestro Bribiesca -, por ser el símbolo de nuestro suelo patrio, símbolo que también está manifestado en el escudo universitario (águila y cóndor) (página 16). Así también, es el emblema de nuestro Pentathlón, entonada en los colores AZUL y GRIS PLATA”. “La actitud del águila es firme, arrogante, presta a defender y servir a la patria, y está rematada con seis armas en honor a los seis NIÑOS HÉROES, los que por su ejemplar conducta, la Patria los elevó a su nicho sagrado, para ejemplo, en su historia”. “La bandera que ondea al fondo, significa la CONSTANTE ACTIVIDAD CONSTRUCTIVA Y EJEMPLAR que todo pentathleta, tiene al respetar y amar a nuestra Institución y por ende a nuestra Patria”. El maestro Bribiesca tenía profunda admiración a la figura del generalísimo JOSÉ MARÍA MORELOS Y PAVÓN. Siempre tuvo la inquietud de plasmar en el lienzo la majestuosidad del personaje. Fue el Comandante General del Pentathlón Dr. JORGE JIMÉNEZ CANTÚ, quien le encomendó pintar a Morelos, lo que fue para Manuel un gran honor; brillante oportunidad para plasmar su creatividad y originalidad. Se dio a la tarea de buscar toda documentación relacionada con el prócer; acudió a centros como el Instituto Nacional de Antropología y al Museo de Historia en el Castillo de Chapultepec. Escudriñó grabados, dibujos, óleos, esculturas y documentos. Con sorpresa observó que en todo ese material, no había el más remoto parecido físico con el verdadero Morelos. Entre unas y otras obras, había muchas diferencias “La información que obtuve refiere el Maestro - , fue que el generalísimo era un hombre de fuerte personalidad, robusto, moreno, cabeza grande y ancha nariz, boca grande y labios gruesos. En su rostro había grandes patillas. Era clásico en él, que usara sobre todo en campaña, un paliacate (paño rojo) para cubrir su cabeza. En relación a su carácter, jamás pudo ser un hombre pacífico, tranquilo, nos demuestran todo lo contrario sus múltiples actos, muchos de ellos verdaderamente heroicos”. “Traté en mi óleo ser fiel a la documentación recopilada, para así mejor interpretar a mi Morelos; y tal vez ello no encaje ni concuerde con mucha gente, ya que la mayoría, tiene la idea del Morelos visto y revisto en actitudes místicas, pasivas; pero nunca plasmado en actitud fuerte, decidido, como realmente lo fue y que por lógica, tenía que ser así, mas tratándose de estar en una acción de combate”.

223

224

Cuadro pintado por Bribiesca para la Hermandad Pentathlónica

“Queriendo en mi lienzo exaltar estas características, evité en el plano inferior de éste, y en el fondo, colocar figuras humanas o caballos, etc., que pudieran distraer la atención y restaran fuerza a la grandiosa personalidad del generalísimo”. El cuadro de referencia, se le puede admirar en el Internado Sección “A” del Pentathlón Deportivo Militarizado Universitario. El 4 de marzo de 1969, la Hermandad Pentathlónica inauguró “La Casa de la Hermandad Pentathlónica”, en la calle de Moctezuma 125, frente al Anahuacalli de Diego Rivera y el 25 de mayo del mismo año, el Dr. Gustavo Baz les entregó su bandera guión en inolvidable ceremonia.

225

Para difundir sus actividades e invitar a más pentathletas a formar el grupo, se editó una revista mensual denominada “Azul y Plata”. El 9 de julio de 1969, como parte de los festejos para conmemorar el XXXI Aniversario de la fundación del Pentathlón, en la Casa de la Hermandad, se develó un cuadro al óleo con la efigie del Dr. GUSTAVO BAZ PRADA, pintado por LAURITA, esposa del Dr. ALBERTO LEAL. En el mismo acto, se le otorgó la presea “Al Pentathleta Distinguido”, al Comandante General “ad vitam” Dr. JORGE JIMÉNEZ CANTÚ, como reconocimiento a la brillante labor realizada por el Pentathlón.

La Hermandad Pentathlónica nunca faltó a felicitar, el 1° de mayo de cada año, a nuestro gran maestro el Dr. Gustavo Baz. En la foto, el dirigente del Grupo, Delfino Ochoa, le expresa sus felicitaciones al Maestro. (Fotografía cortesía de Delfino Ochoa)

226

El Dr. Gustavo Baz Prada hace entrega de la bandera guión a Armando Govea Álvarez del Castillo (Fotografía tomada de la revista Azul y Plata)

227

Reunión de los miembros de la Hermandad Pentathlónica con el Dr. Gustavo Baz en 1970 Primera línea, de Izq. a Der.: Ricardo Ruiz Sánchez, Manuel Casas Echeverría, Alfonso Navarrete, Dr. Gustavo Baz, Dr. Jorge Jiménez Cantú, Leonardo Herrera Escalona, José González Vallejo, Dr. Armando L. Bejarano, Federico Rodríguez Moncada, y el Lic. Federico Bracamontes Gálvez. Segunda línea, de Izq. a Der.: Armando de Anda, Julio Torres, Dr. Rafael Izquierdo, Enrique Ávila Macías. (Fotografía proporcionada por Ricardo Ruiz Sánchez)

SARGENTO PRIMERO DE INF. RICARDO RUIZ SÁNCHEZ Pentathlónico que a su paso por el activo de la Institución, en mucho impulsó el alpinismo (páginas 184, y 185), y ya en la Hermandad Pentathlónica, es discreto pilar en el manejo y superación de la misma. Nació el 3 de abril de 1928 en la Ciudad de México; fue pionero del Instituto Politécnico Nacional al estudiar en la Prevocacional Nº 3, y posteriormente ingresa a la Academia de San Carlos, para estudiar durante nueve años, Arte Figurativo, bajo la dirección del controvertido y nada amigo del Pentathlón, el genial DAVID ALFARO SIQUEIROS. Ingresa al Pentathlón en 1946 a la Escuela de Reclutas, bajo las órdenes del instructor LUIS SCHWARTZ KLEIN. Es Sgto. 1º de Infantería y junto con FERNANDO GONZÁLEZ AGUIRRE, ROBERTO ROBERTS y otros pentathletas más, disfrutan en las cimas de nuestras escarpadas montañas y volcanes. Viven allá las fatigas del ascenso; con la mentalidad de siempre superar a la derrota. Coronados sus impulsos, sus logros, su fuerza de voluntad, se dedicaban a respirar con orgullo, y a contemplar los enhiestos picos de nuestras altas montañas que brotan de ese hermoso e inconmensurable océano de níveas nubes. . Un pentathleta siempre vive la grandeza de haber triunfado en su meta.

228

Ricardo solicita permiso para ausentarse del activo pentathlónico y se traslada para radicar por cuatro años a Eagle Pass, Texas. Regresa a México para asentarse en Morelia, donde entabla sincera amistad con el Subcomandante del Pentathlón Zona Michoacán HÉCTOR RÍOS. Regresa a la Ciudad de México donde funda y labora “La Interamericana”, Compañía de Seguros y a los cinco años, decide abrir su propio negocio: “Marcos Florencia”. En 1989 obtiene la autorización, para instalar el stand de tiro al fondo de las caballerizas del Centro Hípico del Pentathlón, donde realiza prácticas y competencias de tiro con pistola y rifle (página 113). El actual Jefe de la Hermandad Pentathlónica, el Excomandante General de la Institución Lic. ÁNGEL GUTIÉRREZ GONZÁLEZ, lo designó como su Secretario Particular, cargo que desempeña hasta la fecha. Tomo la trayectoria del Sgto. 1º RICARDO RUIZ SÁNCHEZ, como ejemplo de quién ama al Pentathlón, bien sabe servirle, acorde a sus posibilidades. Ricardo en el activo, en sus viajes y ahora en el último camino de la vida, con su ejemplo nos señala la ruta de cómo abrir caminos, para servir al Pentatlón y a la Patria.

229

DELFINO OCHOA ÁNGEL En el devenir del Pentathlón Deportivo Militarizado Universitario, la figura de Delfino Ochoa Ángel, ocupa un lugar preponderante y distinguido. Es Delfino, el eslabón de nuestra Institución; pues esta conciente de que la amistad, es relación fundamental para la coexistencia de los seres humanos, además, por su capacidad para organizar y su grato carácter, ha logrado reunir a muchos pentathletas en un haz de buenos amigos. Su labor ha sido unir lo que se desune, reconocer a quien es merecedor de un positivo reconocimiento. Esparce todo lo que es digno de considerarse, lo que significa para la Institución un recrecimiento en las nuevas juventudes.

En 1978, la Hermandad Pentathlónica dirigida por el Comandante Delfino Ochoa Ángel, le rindió homenaje, por su trayectoria como miembro del Pentathlón Zona Querétaro y como eficiente ciudadano, al Sr. Gobernador Constitucional del Estado de Querétaro, Arquitecto Antonio Calzada Urquiza. Presencia el acto, el Sr. Secretario de Salubridad y Asistencia Dr. Ginés Navarro Díaz de León, fundador del Pentathlón Universitario. (Fotografía cortesía de Delfino Ochoa

230

El Rector de la UNAM Dr. Guillermo Soberón Acevedo y el Comandante de la Hermandad Delfino Ochoa Ángel, departen en amena charla.

El Sr. Dr. GUILLERMO SOBERÓN ACEVEDO, Rector de la Universidad Nacional Autónoma de México, en su primer periodo (1973-1977), recibió una Universidad caótica, una Universidad que salía de una serie de conflictos, los que habían ocasionado una huelga de los trabajadores administrativos, en demanda de un contrato colectivo de trabajo, y que habían ocasionado la renuncia del anterior Rector PABLO GONZÁLEZ CAMARENA. El Dr. Soberón logró mantener estrecha relación, siempre activa y constante, con todos los miembros de la Universidad. Hombre preparado en el orden y el trabajo, se había hecho notar en la actividad docente, como buen profesor e investigador del Instituto de Investigaciones Biomédicas, y del Centro de Investigaciones sobre fijación del Nitrógeno, en los que había con muchos esfuerzos, logrado promover programas de superación tanto académicos como con proyección social. En la Rectoría, creó la Escuela Universitaria de Trabajo Social y la Facultad de Psicología. La Hermandad Pentathlónica al mando de Delfino Ochoa, destacó, para el conocimiento de la juventud pentathlónica, la labor del Rector Soberón, y en una cena, le rindió merecido homenaje a tan eficiente personaje. Este hecho sirvió para reafirmar las buenas relaciones, que siempre ha tenido el Pentathlón Universitario con su “Alma Mater”. Recordemos que un brillante pentathlónico fue también notable Rector: el Dr. GUSTAVO BAZ (página 7), otro muy distinguido médico el Dr. SALVADOR ZUBIRÁN, también Rector, fue buen amigo de la Institución (página 175). Buenos amigos fueron el PENTATHLÓN y el Rector Ing. JAVIER BARROS SIERRA, el gran defensor de la autonomía y soberanía universitaria durante los trágicos hechos del 68, labor que fue reconocida por el Senado de la República al otorgarle la Medalla Belisario Domínguez, el 27 de octubre del 2010, en ceremonia póstuma.

231

Delfino Ochoa Ángel nació en la ciudad de León, Guanajuato, el 24 de junio de 1931. En 1948, inició estudios de medicina en la Universidad Autónoma de León, los que truncó para dedicarse a su verdadera vocación, la industria y el comercio. Hubo que hacer cursos de capacitación profesional, en importantes centros, como el de la Industria Textil en Barcelona, España; de mercadotecnia, en la Ciudad de México; de comercialización en Buenos Aires, Argentina; de desarrollo industrial en San Paulo, Brasil; de promoción y publicidad, en Nueva York, EUA.; por mencionar los más importantes. Por sus conocimientos en la materia y la actividad desarrollada, ocupó importantes cargos, como la Vicepresidencia y después Presidencia de la Cámara Nacional de la Industria del Vestido. Fue representante en la Confederación de Cámaras Industriales. Ingresa a la Escuela de Reclutas del PDMU., en 1951. Son frecuentes sus licencias para ausentarse del activo, por los cursos de capacitación profesional que toma, y ya establecido en la Ciudad de México, desarrolla importante labor como elemento de la Hermandad Pentathlónica. La Hermandad Pentathlónica a la fecha, es un grupo constituido bajo la base de una organización propia, independiente del mando general de la Institución; pero dentro del sistema disciplinario de la misma, que tiene la obligación, por nuestros propios principios, el que todas sus acciones estén muy lejos de la vorágine de la incertidumbre, ya que está constituida por humanos ya maduros, que se formaron en una disciplina militar y dentro del orden de una Institución muy positiva, por lo que están concientes de que todo poder indiscriminado, solo conlleva a la ignorancia y miseria. Estoy muy seguro de que a la fecha, la Hermandad Pentathlónica, bajo el mando del Comandante, que fuera Jefe del Pentathlón Nacional, el Lic. ÁNGEL GUTIERREZ GONZÁLEZ, está en buena marcha, con él al timón, tendremos una Hermandad Pentathlónica, aún más brillante. Nuestro sincero reconocimiento y apoyo a quien ha tomado con gallardía la estafeta, para guiarnos a todos los que amamos al Pentathlón, y él está conciente de que su premio por esta labor, es su propia satisfacción al ser un productivo mexicano. Enhorabuena Ángel.

232

En febrero de 1978, la Hermandad Pentathlónica rindió homenaje al pentathlónico Dr. Julián Gascón Mercado, por su eficaz trayectoria en la Institución, además de la que realizó como Gobernador del Estado de Nayarit. De izquierda. a derecha: Lic. Federico Bracamontes Gálvez, Delfino Ochoa, el homenajeado Dr. Julián Gascón Mercado, el maestro Dr. Gustavo Baz y el Dr. Armando L. Bejarano (Fotografía cortesía de Delfino Ochoa)

233

En amigable reunión, miembros de la Hermandad Pentathlónica. De izq. a der: Enrique Álvarez, Benjamín Medina, Delfino Ochoa, el Pentathlónico y Gral. de Div. Rafael Navarro Mendoza, Dr. José Urbano Blanchet, otro penta de quien no recuerdo su nombre que se desempeñaba como Magistrado de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Gustavo Adolfo Ramírez Rodríguez y Ramón Torres que era miembro del Sindicato de Electricistas. (Fotografía cortesía de Delfino Ochoa)

En orden cronológico, menciono a los egresados del activo que han dirigido a la Hermandad Pentathlónica: ARMANDO GOVEA ÁLVAREZ DEL CASTILLO, DELFINO OCHOA ÁNGEL, Dr. JOSÉ URBANO BLANCHET CECEÑA, Lic. SERGIO ÁLVAREZ CASTRO, P.A. FERNANDO GONZÁLEZ AGUIRRE, quien fallece estando en el cargo y le substituye CARLOS JALIFE al que apodan “El Beduino”, y el actual jefe Lic. ÁNGEL GUTIERREZ GONZÁLEZ. Al cerrar este capítulo de las Reservas del Pentathlón, es necesario dejar asentado que a este Grupo han pertenecido y pertenecen pentathlónicos de excepción, pentathlónicos que han manifestado congruencia en sus ideas institucionales, y han luchado por la perseverancia de los valores humanos. Para todos ellos nuestro aprecio y reconocimiento.

234

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful