Está en la página 1de 1

El copista más intrigante del mundo La novela corta “Bartleby” de Herman Melville escrita en año 1853.

Es una de sus mejores obras, tal vez no la más reconocida por su gran complejidad, pero si una de las más interesantes. Su protagonista llamado Bartleby es de uno de los personajes más intrigantes y obscuros de la literatura. Donde el protagonista Bartleby entra a trabajar a un despacho, en él edificio Wall Street. Hay desempeña su trabajo como copista, con tres personas más,

llamados Turkey, Nippers y Ginger Nut que al igual que Bartleby son copistas, además su jefe. Pero su jefe a mandar a Bartleby a hacer otro trabajo a aparte de copiar el se negaba hacer el trabajo diciendo “preferiría no hacerlo”. Si nos pidieran describir con una sola frase a Bartleby, seria “prefiriria no hacerlo”, esa es la palabra preferida de del protagonista. A lo largo de “Bartleby” pone a su jefe en unos líos, donde él no sabe qué hacer, porque él siente un poco de compasión por este hombre que no conoce nada de el. En novela nos preguntamos ¿no tiene familia esperándolo en su hogar? ¿Por qué él no quiere ser el trabajo de revisar lo que el escribió? ¿Está loco? Al momento de preguntarnos, nos damos cuenta de que “bartleby” es una fantástica novela ya que no haces sentir emociones. Herman Melville nos hizo que no trasportáramos al despacho de Bartleby e imaginarlo sentado viendo por la ventada atrás de biombo verde. Eso lo que la hace ser una novela grandiosa, tal vez no es la mejor del mundo pero si es una de las mejores obras del mundo.