Está en la página 1de 7

INSTITUTO MILTON H.

ERICKSON DE SANTIAGO

Afiliado a la Milton H. Erickson Foundation

Phoenix, Arizona

MANEJO HIPNOTICO DEL DOLOR


Edición revisada, ampliada y actualizada

Ps. Mario Pacheco

Santiago junio de 1998


Para uso exclusivo en los Seminarios y Talleres del

Instituto Milton H. Erickson de Santiago

ii
Cuando pienso en el trabajo de Erickson con el dolor, no me

viene a la mente la palabra magia, sino alquimia. Uno

esperaría que un mago tratara el dolor simplemente

haciéndolo desaparecer. Pero un alquimista trabaja en

forma diferente, cambiando una cosa en otra, y

presumiblemente cambiando algo que es inútil o de un valor

cuestionable en algo mejor –como, por ejemplo, cambiando

el plomo en oro, o el dolor y el sufrimiento en algo

perceptiblemente más tolerable.

(Joseph Barber, “Erickson’s Approach to Pain Control:

Therapeutic Alchemy”, 1982)

iii
El dolor es una señal fisiológica que nos alerta respecto a algún problema que atender en

nuestro organismo. Cuando nos ocupamos de él y resolvemos lo que nos aqueja, el dolor se disipa,

pues ya ha cumplido su función.

Esta señal es tan básica y urgente que, diversos autores señalan a la evitación del dolor

como una necesidad o motivación básica en el hombre.

Hasta fines del siglo pasado, antes del descubrimiento de los anestésicos químicos, la

humanidad tenía que enfrentar el dolor y el sufrimiento asociados solamente a través de

mecanismos psicológicos, ingestión de alcohol o sobrellevarlo. Sin embargo, pese a los avances

de la farmacología –aun hoy– cuando contamos con numerosos agentes anestésicos, está

comprobado que las técnicas fisiológicas no son suficientes para resolver todos los problemas del

dolor (Barber y Adrian, 1982).

Cuando el manejo fisiológico fracasa en la reducción del dolor, el manejo psicológico

puede reducirlo, no importando su origen, o al menos disminuyendo su impacto emocional

asociado cuando no puede eliminarlo.

Las estrategias hipnóticas ocupan un lugar destacado dentro de los acercamientos

psicológicos en el manejo y control del dolor. Sin embargo, debido a las creencias erróneas y

prejuicios respecto a esta herramienta psicológica, es que no hace más de 40 años que se está

reconociendo su papel en este campo.

En nuestro país recién están comenzando a darse pasos serios en la utilización de este

acercamiento en la ayuda de los pacientes que sufren dolores insoportables, como sucede con los

pacientes que sufren de dolor en el cáncer.

De la literatura disponible en castellano, cabe destacar el texto de Estabrooks (1967) y el

interesante volumen de Hilgard y Hilgard (1990), ambos editados por el Fondo de Cultura

Económica.

Cuando en 1992 edité por primera vez estos Apuntes, fue para llenar un vacío importante

en la escasa literatura en castellano. El texto de los Hilgard es un reporte serio de hipnosis

experimental, pero su enfoque corresponde a la tradición de la hipnosis estandarizada, con lo cual

sus técnicas serían solamente aplicables a aquellos sujetos que obtienen altas puntuaciones en los

tests de susceptibilidad hipnótica; y que según algunos autores (Gilligan, 1987; Yapko, 1990) serían

aquellos sujetos que responden bien a las sugestiones directas. No había hasta esa fecha un texto

iv
especializado en castellano que abarcara a toda la población de sujetos, es decir que colocara

énfasis en la hipnosis de utilización, y en el diseño de intervenciones “hechas a medida” de la

pauta del dolor del sujeto y su estilo peculiar de respuesta.

He mantenido en su mayor parte la estructura del texto original del año 1992, pero se han

introducido mayores referencias bibliográficas (actualizadas), se han agregado nuevos temas y

ejemplos clínicos. Además, se han agregado tres Apéndices: Ficha para el estudio del dolor, el

Inventario de Depresión de Beck, y la traducción de una sesión de Erickson en el tratamiento de un

dolor intratable.

Al igual que en el texto anterior, todos los acercamientos que aparecen descritos, así

como los ejemplos de sugestiones y casos clínicos, deberán ser considerados como ejemplos de

estrategias que han resultado útiles, pero que necesitan ser acomodadas a cada paciente en

particular que el lector desee ayudar.

Ps. Mario Pacheco

Santiago, junio de 1998

v
INDICE

Primera Parte: Conceptos Generales

Introducción: Hipnosis y control del dolor. ..... p. 2

Evaluación médica en el paciente con dolor. ..... p. 9

Evaluación psicológica en el paciente con dolor. ..... p. 13

Primera Parte: Dolor agudo

Manejo hipnótico del dolor agudo. ..... p. 19

Hipnosis en el período pre-operatorio

para facilitar la curación ..... p. 25

Demostración de analgesia hipnótica. ..... p. 45

Dolor en quemaduras. ..... p. 47

Inducción rápida de analgesia (IRA) ..... p. 67

Segunda Parte: Dolor crónico y dolor recurrente

Una introducción al estudio y a la aplicación de la

hipnosis para el control del dolor.

Milton H. Erickson ..... p. 75

vi
Más estrategias para el manejo del dolor crónico y

el dolor recurrente. ..... p. 85

Análisis de reportes clínicos en el manejo del dolor

crónico y recurrente. ..... p. 98

Intervención en jaquecas ..... p. 114

Principios generales para aliviar el dolor persistente. ..... p. 131

Estrategia para la disminución del dolor en la artritis. ..... p. 133

Referencias ..... p. 136

Apéndices

Apéndice A:

Inventario de depresión de Beck ...... p. 139

Apéndice B:

Shock y sorpresa para alterar el funcionamiento

sensorio-perceptual: Dolor de espalda intratable

Milton H. Erickson y Ernest L. Rossi ...... p. 143

vii