Breve panorama de la pintura en Chile durante el Siglo XIX

Por Gloria Cortés Aliaga Historiadora del Arte Directora Ejecutiva -CREA Hablar de la Historia del Arte de Chile, supone una serie de vacíos importantes que no han sido objeto de verdadero estudio por parte de la historiografía nacional. Este olvido, involuntario, ha llevado a que gran parte de nuestra historia artística esté limitada a ciertos períodos y grupos de artistas, lo que segmenta nuestra visión del desarrollo del arte que se gesta en Chile a partir de la Colonia. Es importante hacer notar que el arte, por ser una expresión humana, se relaciona directamente con los acontecimientos sociales, políticos, económicos y, por sobretodo, culturales que se desarrollan en forma paralela. De esta manera, la historia del arte no debe ser nunca considerada en forma aislada a estos acontecimientos, pues delimitan parte importante de la creación artística. Con estas consideraciones y sin afán de renovar -por el momento- la historia conocida, queremos presentar el siguiente resumen de lo que fueron las Bellas Artes en Chile durante el siglo XIX. El objetivo es entregar un contexto generalizado del arte y plantearnos interrogantes en el camino, de modo que en el futuro la historia del arte chileno pueda visualizarse con mayor claridad. --------------------------------------------------------------------------------

En Chile, el siglo XIX es extremadamente rico en cambios políticos, sociales y económicos, así como culturales. Las guerras de Independencia dejaron un país debilitado económicamente, cuya reorganización se vio fortalecida por la acción eficiente de las nuevas autoridades gubernamentales. Pero esta reorganización, no significó una independencia cultural ni social con respecto a España. El proceso de Independencia y los inicios de la República, no marcaron diferencias sociales en lo que respecta al orden señorial y al gusto por cierto tipo de arte. Básicamente, el arte seguiría siendo principalmente religioso, característica que se prolongaría hasta mediados del siglo XIX, apoyada por los idearios religiosos y políticos que determinaron su continuidad. De manera especial, el arte religioso encontraba sus adeptos en los grupos más tradicionales de la sociedad y, por supuesto, en la Iglesia. Esta última, era la que marcaba los modelos y patrones simbólicos e iconográficos de las obras de arte, con el fin de utilizarlas como instrumento didácticos en las labores de la fe. Durante la Colonia, la llegada de la orden de los jesuitas permitió que la labor artística en nuestro país se acrecentara favorablemente, especialmente en sus centros de Calera de Tango y la Ollería. Al comenzar el siglo XIX, se gestó un verdadero gusto por el arte del Retrato cuyos orígenes en Chile se explican por el auge económico y el reforzamiento de una clase dirigente. De este período destaca la presencia del artista limeño José Gil de Castro (1785-1841), quien se avecindó en Santiago durante el primer decenio del 1800 y que reemplazó las imágenes de santos por los retratos de hombres. Sin embargo, Gil de Castro no era el único artista que perpetuó la sociedad chilena durante esa época; un gran número de personajes, anónimos para nosotros en su amplia mayoría, se dedicó a realizar retratos de hombres y mujeres ilustres -y no tan ilustres- con mayor o menor grado de capacidad estética.

reciben con mayor influencia nuevos idearios políticos. muy especialmente. entre otros. lo que acrecentó su demanda. mantenían un rasgo de religiosidad "a la española" que no permitía demasiados cambios en el ámbito del arte. a partir de la segunda mitad del siglo XIX este ambiente comienza a cobrar matices diferenciadores. Entre estos artistas. donde los nombres de Francisco Bilbao. José y Rafael Sevilla. durante la segunda mitad del siglo. Así. se establecieron en diversas ciudades de nuestro país. incentivados por el auge del género del retrato y por el decaimiento de las artes en Quito. fecha de la muerte del Ministro Portales. durante el siglo XVIII cuando la decadencia artística del Cuzco paralizó el intercambio entre Perú y Chile. el proceso emancipador y sus personajes. Mariano Egaña y Santiago Arcos resuenan con fuerza en la historia política del país. en su gran mayoría. Ello se explica en una sociedad donde quienes detentaban el poder económico. la segunda mitad del siglo XIX se iniciaba con cambios importantes en el ámbito de las artes en Chile. a su regreso. En el ámbito político y social también surgieron personalidades importantes. entre otros. constantemente. entre Chile y Ecuador. destacaron José Carrillo. A ello. quedaron "fielmente" conservados bajo la acción artística de estos pintores que. entonces. Sin embargo. La visión artística se vio reforzada con la llegada de artistas extranjeros o artistas viajeros que. Claudio Gay y Domingo Faustino Sarmiento. El circuito comercial del arte establecido entre Chile y Ecuador. fundamentalmente. en vista de tres cuartos y media figura o cuerpo entero. como lo haría Ignacio Jácome. criticaron abiertamente al arte que. motivados por el proceso de europeización que vivió la sociedad chilena desde 1830. se adentraron al ambiente sudamericano para plasmar sus impresiones de un mundo nuevo. Estos mismos artistas. Antonio Ávila. a la lejanía con la que vivieron los cambios en la estructura política del país. contribuyeron a cambiar las costumbres tradicionales del país. hasta entonces. Los jóvenes intelectuales viajaron a Europa. Entre estos pintores encontramos a quienes configuraron el inicio . sociales y culturales debido. provenía desde la Conquista y se afianzó. Todos ellos establecieron sus talleres en Santiago. Durante la primera mitad del siglo XIX un gran número de artistas. gatilló el surgimiento del Movimiento Literario de 1842. el retrato y los artistas quiteños eran el común denominador de las artes en Chile. provenían de la ciudad de Quito. un año después. Hemos visto hasta ahora. debe sumarse el bajo costo que habían alcanzado las obras quiteñas. se unirán a la reforma artística liderada por la Academia y la influencia europea. como Miguel Luis Amunátegui y Pedro Lira. que el arte religioso. el retrato de este período se caracteriza por su carácter estático. La llegada. Concepción o Valparaíso y se movilizaron. había ocupado un lugar preponderante en la estética nacional. por lo menos durante toda la primera mitad del siglo. La presencia de intelectuales extranjeros como Andrés Bello. Manuel Palacios. la sociedad mantuvo su gusto por el arte religioso. motivados por un afán romántico. La generación nacida durante el segundo decenio del siglo hasta aproximadamente 1837. del pintor bordalés Raymond Quinsac Monvoisin (1790-1870) trajo consigo la aparición de un nuevo modelo en las artes plásticas. Ignacio Domeyko. Paralelamente al arte del retrato. Así. se gesta una crítica hacia el arte quiteño y su factura donde intelectuales. sólo reservado a los personajes célebres y se constituía como herencia del retrato de soberanos y hombres ilustres realizados en el Renacimiento y el Barroco europeo. participando activamente en los Salones Oficiales.En términos generales. Francia y Londres se convirtieron en los destinos favoritos de estos jóvenes que. Este último. Así.

La influencia europea. Mercedes Marín del Solar. reorganizaron la enseñanza del dibujo en la Escuela Normal de Preceptores en 1842. principalmente francesa. contamos entre estos jóvenes artistas a José Zegers. apoyados por las actividades agrícolas. no sólo ahondó en el ámbito de las artes sino también de la . donde las litografías. Así. Antonio Varas y tantos otros. proyectó sus clases a los sectores populares del país. había sido escogido por el entonces Presidente de la República don Manuel Bulnes. frenó el recorrido romántico de estos artistas. implantó el taller de dibujo el inglés Charles Wood. liderada por el argentino Domingo Faustino Sarmiento. más la motivación romántica y el florecimiento del género del paisaje. a su vez. Sus enseñanzas dieron vida a artistas como Fermín Vivaceta. escenas criollas. Mary Graham. para dirigir la Academia de Bellas Artes. La presencia de estos artistas extranjeros aceleró el traspaso del arte y estilos europeos. Numerosos nombres de artistas extranjeros engrosan la lista de quienes llegaron a nuestras tierras. José Joaquín Vallejo. además. Otto Grashoff. quedó ampliamente documentada en los periódicos nacionales.de lo que sería el arte nacional a partir de 1840. donde destacaron José Victorino Lastarria. La presencia de estos extranjeros permitió. sin embargo. como los ingleses Charles Wood (1792-1856) y John Searle iniciando la corriente del paisaje marino en Chile y que reforzaría su coetáneo Thomas Jacques Somerscales (1856-1927). El interés por Sudamérica que se genera durante el siglo XIX no ha sido igualado hasta ahora. pero dejaron en su lugar a jóvenes discípulos y seguidores aficionados que iniciaron la revolución artística en nuestro país. Francisco Javier Mandiola (1820-1900). Esteban Silva y Lorenzo Ayala. grabados y dibujos permitieron la masificación de las imágenes y la visión de un país que gustó a los chilenos. uno de sus más prominentes educadores fue José Zegers quien. aproximadamente. los intelectuales nacionales y extranjeros sudamericanos. León Palliere y tantos otros permitieron que en Chile se gestara un modelo de representación que. el desarrollo de un ambiente de discusión y crítica en torno a los temas culturales. Ernest Goupil. Durante los primeros años de la República. hasta entonces. El tema de la educación artística en Chile comenzó a ser ampliamente discutido entre los grupos intelectuales del país. que sólo pudo ser realidad en 1849. Paisajes. Esta visión de un país rico en iconografía. Richard Longueville. Los últimos años de la década del '40 están marcados por la presencia del francés Ernest Marc Jules Charton (1817-1877). Antonio Gana (1823-1846). gran marinista discípulo de Somerscales. La explotación del mineral de plata trajo riqueza y prosperidad a todo el país. el comercio y la navegación. A estas alturas. permitió también el desarrollo de una conciencia de identidad que se traspasó a las sucesivas generaciones de artistas locales. como la Guerra del Pacífico de 1879. La llegada de Johann Moritz Rugendas (1802-1858) en 1834 marca el auge de esta etapa. Este pintor marinista se nutrió de los episodios navales de nuestra historia. otorgaron una lección histórica y estética a las nacientes repúblicas americanas. El surgimiento de una curiosidad científica con relación al hombre. el país se encontraba sólidamente afianzado en materia económica gracias a la explotación minera en Chañarcillo. Roberto Krause. En él. La aparición de la fotografía a mediados del siglo y el rápido auge de las comunicaciones. muerto a los 24 años. La polémica que suscitó contra el primer director de la Academia en Chile con relación a la educación artística. su entorno y geografía. el más destacado discípulo de Monvoisin y Alvaro Casanova Zenteno (1857-1939). Paralelamente. generando un creciente interés por renovar las bellas artes en Chile y en toda Latinoamérica en general. el Instituto Nacional conservó el liderazgo de la enseñanza artística. preludio del Movimiento del '42. Eusebio Lillo. Antonio Gana. era desconocido. personajes típicos se abrieron paso entre los retratos de generales y damas de sociedad.

La aparición de la Academia en el ambiente nacional. Nace un creciente interés democrático hacia las clases más desposeídas. geográficas. Paralelamente. Luis Cadena fue otro destacado pintor ecuatoriano. fue el florentino Giovanni Mochi (1831-1892) cuyos principales discípulos fueron Ernesto Molina (1857-1904). históricas y artísticas. entre los alumnos de la Academia encontramos a Manuel Palacios. El segundo Director de la Academia fue el alemán Ernesto Kirchbach (1832-1880) que se había formado con Julio Schnorr. Pedro Lira (18461912). Smith formó escuela en Chile. reconocido artista romántico. El tercer director. permitió que la educación artística se regulara y agrupara en un solo lugar. Así. ofrecía a estos jóvenes artistas educar su intuición artística que se había visto abandonada en su país de origen. La apertura de la Academia en Chile. respectivamente) y Alfredo Valenzuela Puelma (1855-1908). El despertar intelectual que motiva el desarrollo económico y el espíritu conciliador del gobierno. Manuel Antonio Caro (1835-1903) conocido como el precursor de la pintura costumbrista en Chile. sumado a los antecedentes ya mencionados (la permanencia de intelectuales extranjeros sudamericanos. habían sido discípulos del destacado pintor quiteño Antonio Salas. dejó la Academia para entrar al taller que dirigía Antonio Smith. quien determinó la inclinación de Smith hacia la temática paisajista. insatisfecho con la formación que prevalecía los temas clásicos. Muchos de estos jóvenes emigraron a Chile tras la experiencia recibida por el efímero Liceo de Pintura liderada por el francés Ernest Charton en Quito. Ernesto Molina. Pascual Ortega (1839-1899) y Antonio Smith (1832-1877). Manuel Thompson (n. al francés Ernest Charton y al chileno Antonio Gana.1875) y Alberto Valenzuela Llanos (1869-1925).política. jurídicas. alumno de Monvoisin y llega a Chile incentivado por Palacios. Aurora y Magdalena Mira (1863-1839 y 1859-1930. famoso pintor mural e ilustrador de la Biblia. despertando entre los jóvenes artistas el interés por el paisaje. La creación de la Universidad de Chile en 1842 y el ambiente originado por las sociedades Literarias acrecentó el interés por la educación y la búsqueda de nuevos conocimientos en las áreas políticas. surgiendo diversas manifestaciones que se aglomerarán en "sociedades" del tipo político y literarias que despertarán la conciencia nacional. discípulos de Cicarelli fueron Nicolás Guzmán Bustamante (1850-1928). fue profesor del curso superior de pintura en la Academia y es el maestro que ha dejado más . se formaban grupos de artistas que si bien no entraron a la Academia. Pero la Academia recibió también entre sus aulas a los pintores ecuatorianos. entre cuyos alumnos destacan Eucarpio Espinoza (1867-1933). Algunos de los discípulos de Kirchbach fueron Pedro León Carmona (1855-1899). el interés científico y artístico de los europeos y la presencia de jóvenes chilenos interesados en renovar el espíritu artístico del país). que se habían avecindado en nuestro país y que debieron renovar su técnica pictórica. el pintor Cosme San Martín (1850-1906). considerado uno de los grandes maestros de la pintura chilena. En este entorno de crecimiento intelectual. Ignacio Jácome y otros nombres que no han quedado registrados. Evaristo Garrido (1854-1926) y Juan Francisco González (1853-1933). principalmente quiteños. Recién el cuarto director de la Academia fue un chileno. Grandes nombres de jóvenes artistas se forman bajo el alero de la Academia. cargo que ya había sido ofrecido anteriormente al bordalés Monvoisin. se formaron bajo la supervisión de pintores que habían adquirido renombrada importancia. nace la Academia de Bellas Artes de Chile inaugurada en 1849 y cuyo primer director será el italiano Alejandro Cicarelli (1811-1879). pintor que abandona la Academia y que en Europa conoce a Carlos Markó. La mayoría de ellos. permitieron el desarrollo cultural cuyas inquietudes se prolongarían hasta el gobierno del Presidente Manuel Montt.

Personaje multifacético que ejerció las labores de abogado. destacamos su valiosa participación en numerosas exposiciones internacionales. inicia su viaje a Europa donde conoce a los antiguos maestros y recibe la fuerte influencia de Eugene Delacroix de quien copió "La Barca del Dante". José Tomás Errázuriz (1867-1927) quien fue alumno de Kirchbach y Lira. Manuel Ortiz de Zárate (1887-1946) y Pablo Burchard (18751964). Su principal discípulo fue el chileno Alfredo Helsby (1862-1933). donde ingresa al taller de Alexander Carbonel y luego a la Academia Julien donde inicia su carrera artística. Enrique Lynch (18631936). permitieron estimular la labor artística de los jóvenes pintores. Discípulos de estos grandes maestros fueron. Nicanor González Méndez (1879-1915). Marcial Plaza Ferrand (1879-1948). Alfredo Valenzuela Puelma y Alberto Valenzuela Llanos. Onofre Jarpa. pues ejercían dichos cargos en el extranjero. En Europa fue alumno de Benjamín Constant y Jean Paul Laurens. Se trasladó a Europa en 1881. Es en París donde se relaciona con los pintores Boldini y Jhon Sargent. Orrego Luco acompañó a París a Pedro Lira. la decoración. del Grupo Montparnasse. Al igual que sus compañeros. Carlos Alegría (1882-1953). Desarrolló la labor docente. en tanto. poeta. entonces.discípulos en la historia de la pintura en Chile. obteniendo diversas medallas en el extranjero. destacado paisajista quien también se formó bajo el alero de Somerscales y Juan Francisco González. A su regreso a Chile se dedica a incentivar la renovación de la pintura chilena. De Alberto Valenzuela Llanos. son considerados los Grandes Maestros de la Pintura Chilena. abarcó todos los géneros de la pintura. Su talento dejó huellas en artistas como Luis Strozzi (n. González prolongó su influencia hasta entrado el siglo XX en pintores de la generación del '13. Junto a Pedro Lira. cargo que ejerció hasta 1920. Las Exposiciones realizadas en Chile. 1895). Finalmente. obtuvo dieciocho votos para la Medalla de Oro en el Salón de París. Juan Francisco González. entre otros. recibiendo lecciones del pintor español Francisco Pradilla en Roma. Alfredo Valenzuela Puelma. la Generación del '28. La primera exposición de carácter oficial fue la que se realizó en 1875 con motivo de la . Onofre Jarpa (1849-1949) y Ramón Subercaseaux (1854-1936). En 1913 su tela "Otoño en los alrededores de Santiago". Posteriormente. destacado pintor que recibe el Premio Nacional de Arte en 1944. fue premiado en diversas exposiciones internacionales y nacionales. De Lira también fueron alumnos Celia Castro (1860-1930). desarrolla una importante labor artística. pintor de destacada trayectoria nacional. Juan Francisco González. Formaron a otros grandes artistas y enlazan el apogeo de la Academia con la reacción de las vanguardias. Su inquietud y dinamismo le hicieron viajar a Perú luego que abandonara la Academia de Bellas Artes. en Europa se convirtió en el mentor del pintor español Pablo Picasso y estudió en París bajo la dirección de Humbert y de Giroez. periodista y pintor. término que fue otorgado por el historiador Antonio Romera para designar a quienes desarrollaron su labor artística en las últimas décadas del siglo XIX y las primeras del XX. el cuadro histórico y el de costumbres. crítico de arte. Alberto Orrego Luco y Ramón Subercaseaux han sido catalogados como pintores "diplomáticos". fue condiscípulo de Juan Francisco González. tanto el retrato como el paisaje. siendo contratado en 1914 como profesor de la Academia de Bellas Artes de Chile. Mención aparte tienen los maestros Alberto Orrego Luco (1854-1931). En 1885 creó la Unión Artística que culminó con la construcción del Primer Museo de Bellas Artes en Chile. ejerciendo el cargo de Director de la Escuela de Bellas Artes de Chile entre 1932 y 1935 y fue profesor de paisaje en la misma escuela.

en la década posterior. En 1883 en los Salones del Congreso. De esta manera. El espíritu romántico que marcó el transcurso del siglo XIX. En esta primera etapa conviven autores nacionales y quiteños. patrocinada por Vicuña Mackenna para artistas nacionales. estos Salones Oficiales marcaron la pauta del desarrollo pictórico y el de la crítica. se extendía también a todos los niveles. En primer lugar. sobretodo en lo que concierne a las artes. entre ellas. No ajenos al juicio intelectual. también. Finalmente. Pero en la realidad. quien por primera vez. Numerosas son las Exposiciones que les siguen y en donde los artistas pudieron exhibir su trabajo y confirmar su reputación. Pero ya es fin de siglo. Seis años más tarde. está la etapa de la consagración de la pintura nacional bajo la dirección de grandes maestros y sus discípulos.gran Exposición Internacional. Una pauta diferenciadora marcará la llegada del limeño José Gil de Castro y el bordalés Raymond Monvoisin. Sin embargo. con la pervivencia del arte religioso y el afianzamiento del género del retrato. el interés por dar verdadero auge a una conciencia artística nacional. con el debilitamiento de la marina mercante. expuso su talento artístico a la sociedad. Chile pudo recuperar sus fuerzas económicas. especialmente. variadas exposiciones particulares. se encuentran los artistas que viajan a Francia y retornan a Chile con nuevos bríos y técnicas que traspasan a sus alumnos. Poco a poco Valparaíso se constituyó en el centro del comercio y del interés artístico. la muerte de Balmaceda acarreó un sinnúmero de acontecimientos políticos. el siglo XIX entra en su etapa final para dar paso a un siglo XX con nuevas luces y aires renovadores. Chile. En segundo lugar. Anteriormente. que dan la mano a una nueva generación de jóvenes artistas del siglo XX. se organizaron dos exposiciones independientes. nace el creciente interés de los artistas europeos por reflejar los usos y costumbres de las naciones latinoamericanas. empeoró la situación del país. La Guerra con España. una auspiciada por el Gobierno con carácter internacional y la otra. la crisis política generada entre el poder Ejecutivo y el Legislativo desembocaron en la Guerra Civil de 1891. económicos y sociales que poco favorecían al desarrollo de las artes. . En tercer lugar. que culmina con la muerte del Presidente José Manuel Balmaceda. encontramos el nacimiento de la Academia Nacional de Bellas Artes y la consolidación artística de los que se forman bajo el abrigo de la Academia y sus directores. en 1872 el intendente Benjamín Vicuña Mackenna inauguró la Exposición del Mercado Central a la cual concurrieron numerosos artistas nacionales. Así. La Sociedad Artística fundada por Pedro Lira y Luis Dávila organizó. Intelectuales y artistas balmacedistas fueron destituidos de sus cargos o retirado el apoyo con el que contaban. encontramos una prolongación del arte colonial. se realizó otra exposición cuya principal característica fue la presencia femenina. las guerras civiles de 1851 y 1859. hemos visto en forma resumida lo que ha sido el desarrollo de la pintura en Chile durante un siglo. Paralelamente. el decaimiento de la agricultura. Recién después de la Guerra del Pacífico y con la incorporación de las provincias de Tarapacá y Antofagasta. compitiendo con Santiago. al auge económico le sobrevino la crisis de mediados de siglo. el arte nacional hereda los motivos y los estilos y. la mayoría de ellos desconocidos hasta nuestro días. De estos artistas. especialmente cuando se encontraban becados en Europa.

Luis: "La pintura en Chile. 1997 Hurst. colección de la Enciclopedia Geochile. Editorial Ariel. Consejo Empresario de América Latina. Argentina. Nuestra frágil fortaleza histórica". Alfredo: "El peso de la noche. Santiago. Teredo Books Brighton Sussex. . Fascículos 7-9 Varios autores: "Viajeros Europeos del siglo XIX en México". Santiago de Chile. Editorial Lord Cochrane. 1928. Diener. Fomento cultural Banamex. N° 100 Varios autores: "Chilehistoria". marine artist". Hernán: "Artistas en Chile en la primera mitad del XIX". Imprenta La ilustración. Boletín de la Academia Chilena de Historia. Pablo: "Rugendas". 1989. México. Alex: "Thomas Somerscales.Bibliografía Alvarez Urquieta. 1988 Jocelyn-Holt. 1997 Rodríguez. 1996 Base de datos de pintores chilenos de principio de siglo XIX y XX nacionales y extranjeros Galeria de Arte Jorge Carroza. Colección Luis Alvarez Urquieta". Santiago.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful