P. 1
La Persona de Jesus

La Persona de Jesus

|Views: 260|Likes:
Reporte del libro "La persona de Jesus" de Paul Miller. (SeeJesus.com) para el Seminario SETE de SALT Ministries.
Reporte del libro "La persona de Jesus" de Paul Miller. (SeeJesus.com) para el Seminario SETE de SALT Ministries.

More info:

Published by: Miguel Angel Torres Gallardo on Mar 16, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

09/03/2014

pdf

text

original

SEMINARIO DE EDUCACION TEOLOGICA POR EXTENSION

MISION LA PERSONA DE JESUS

LIBRO: EL JESUS QUE NUNCA CONOCÍ
Philip Yancey

MIGUEL ANGEL TORRES GALLARDO PROGRAMA DE LICENCIATURA

SETE - HUANCAYO

TAREA 1:
1. Leer uno de los libros de texto (mínimo 250 páginas) 2. Enseñar 10 lecciones a un grupo – preferible que haya alguno que no sea creyente. 3. Presentar reporte de Lectura 4. Escribir 2 hojas describiendo su experiencia CURSO: LA PERSONA DE JESUS – Un estudio del Amor Los 10 temas que se dieron en grupos pequeños fueron los de la unidad I: Compasión. Día 1: Compasión. El amor no sólo ayuda a la persona sino que le presta atención enfocándose en ella. El primer día había mucha expectativa ya que la mayoría de asistentes al curso eran no creyentes, definitivamente pensé en hacer un llamado a recibir a Jesucristo como su salvador. Cuando estuvimos en la mitad de la lección tuve la oportunidad de compartir el evangelio y una persona aceptó a Jesucristo. Comenzó a llevar el curso de discipulado. Lo interesante del curso de La persona de Jesús es que puede servir para evangelismo y a la vez para el discipulado. Día 2: Mirando. El amor comienza mirando. Es una manera fácil de comenzar a amar en situaciones abrumadoras. El segundo día la gente entró en confianza y comenzó a realizar preguntas, algunos empezaron a compartir sus problemas personales y familiares con la confianza que podríamos ayudarles, a veces era necesario hacer un alto al curso para contestar sus inquietudes y atender a sus necesidades. Día 3: La mirada del Padre. No puedes amar a menos que sepas que eres amado. El tercer día tuvimos un tiempo de conversación con algunos de los hermanos después del estudio los cuales habían tenido problemas de autoestima, estos jóvenes se quedaron después del curso para poder atenderlos de manera personal. Oramos y nos contaron las cosas que habían tenido en el pasado y que no querían recordar porque les causaba dolor. Entonces oramos otra vez por ello y pidieron perdón pro sus errores del pasado y perdonaron a los que les habían herido, también se reconciliaron con Dios.

Día 4: Juzgando: Tan fácilmente juzgamos, analizamos a alguien a la distancia. El cuarto día hicimos el compromiso de evitar juzgar a los demás. y por el contrario nos enfocamos en la necesidad de los amigos que dejaron de asistir al estudio, en lugar de juzgarlos decidimos ir a buscarlos y traerlos para que continúen con el curso. De la lección aprendimos que el juzgar es lo contrario a tener compasión. Optamos por ser compasivos y lentos para juzgar. Esto cambió también mi forma de ver a los hermanos que habían dejado de venir a la iglesia, a quienes yo criticaba duramente. Día 5: El poder para amar: Un buen modelo no es suficiente, necesitamos ir a la fuente del amor, llenarnos de él, para poder dar amor a otros. El quinto día oramos para que Dios nos de poder para amar, empezando por nosotros mismos, familias, hermanos, vecinos, amigos y hasta a los que nos hacen mal. Reconocimos que no tenemos la capacidad de amar y que nos esforzamos en vano por hacerlo y que solo si estamos conectados a la fuente del amor que es Jesucristo, el amor puede fluir en nosotros y a través de nosotros llegar a otros. Algunos hermanos abrieron su corazón y comenzaron a confesar su falta de amor. Día 6: El moralista: El amor no se avergüenza. Acepta la “suciedad moral”, identificándose con los marginados de la sociedad. El sexto día se convirtió una persona más, esta persona estaba resentida con los evangélicos porque se creían que eran lo mejor y siempre lo marginaban por su adicción al alcohol; él contaba que una vez trató de acercarse a una iglesia cuando estaba un poco ebrio, lo echaron de la iglesia a la fuerza. Cuando escuchó la lección de Jesús y como se identificaba con los relegados de la sociedad se conmovió y decidió entregar su vida a Cristo. Día 7: Moralismo y gracia: La clave del amor está en comprender que “no lo tenemos todo”. Cuando reconocemos nuestra necesidad de perdón y misericordia, entonces clamamos a Dios. El sétimo día oramos por los amigos y hermanos que ya no venían al curso. Todos le agradecimos a Dios por darnos la oportunidad de aprender más de él, y reconocimos que sólo su gracia nos ayuda a continuar estudiando. También hicimos el compromiso de terminar el curso pase lo que pase, aunque quedemos pocos deberíamos persistir hasta lograr la meta. Día 8: Legalismo: El legalismo nos engaña en cuanto a la condición de nuestro corazón y bloquea el amor porque nos eleva sobre la otras personas. El octavo día reconocimos que de alguna manera todos tenemos prejuicios sobre las personas que consideramos inferiores a nosotros mismos , ya sea por su nivel de educación, por la clase de trabajo que hacen, por la religión que profesa. Segregamos

y discriminamos. Nos hicimos el compromiso de dejar a un lado el legalismo y a abrir nuestro corazón por las personas que tienen necesidad del amor de Dios, sin importar cuál es su condición. Día 9: Legalismo Práctico: Algunas veces nuestras pequeñas reglas nos llevan a olvidarnos de la gente, bloqueando así el amor. El noveno día tuvimos a raíz de la lección una iniciativa de ayudar a nuestros hermanos que están en necesidad y que quizás por esta razón habían dejado de venir a la iglesia. Sabíamos que a algunos los habíamos juzgado mal pensando que valoraban más las cosas de este mundo que la vida cristiana, sin saber que por la apremiante necesidad de llevar un pan a su casa no tuvieron otra opción que buscar trabajo. A uno le ayudamos con algunos alimentos y a otros les ayudamos a encontrar un trabajo. Día 10: La Encarnación: El amor siempre involucra encarnarse, aminorar la marcha y penetrar en el mundo de otra persona. Todos aprendimos durante estas semanas a valorar el ejemplo de amor que nos enseña Jesús y a tratar de imitar ese amor en nuestro trato los unos con los otros. Es importante “ponernos en los zapatos” de la otra persona para comprender su situación, detenernos antes de juzgar y pacientemente darnos el tiempo para atender su necesidad. “Ámense los unos a los otros, como yo los he amado” Juan 15: 9-17

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->