Está en la página 1de 1

DEFINICION Y ESTRUCTURA DEL ESPERMATOZOIDE

Un espermatozoide es una célula haploide que constituye el gameto masculino


en los animales. Los espermatozoides se forman en el interior de los testiculos. Las
paredes de estos túbulos se encuentran tapizadas de espermatogonias, las cuales se
dividen primero mitóticamente y luego por meiosis para originar las células haploides,
llamadas espermátidas, que, por diferenciación (espermiogénesis), se convierten
finalmente en espermatozoides.

Los espermatozoides —a veces denominados «espermios»— fueron distinguidos


por primera vez en 1679 por Antoni van Leeuwenhoek, inventor de los primeros
microscopios potentes.

Estructura y tamaño del espermatozoide

Los espermatozoides están compuestos por:

• La cabeza, que contiene al pronúcleo portador de la información genética, el


acrosoma contenedor de enzimas hidrolíticas que degradan la zona pelucida, una
estructura glicoproteica que rodea al ovocito, y una delgada capa de citoplasma,
todo ello envuelto en una membrana plasmática que lo une al cuello. Tiene una
media de 4 o 5 µm de largo.
• El cuello es corto y estrecho. Contiene una placa basal que lo separa de la
cabeza y los centríolos modificados. De uno de ellos (el distal) se origina el
flagelo.
• La pieza media (de unos 4 o 5 μm de longitud), posee una gran cantidad de
mitocondrias concentradas en una vaina helicoidal, que proveen de energía al
espermatozoide producciendo ATP.
• La cola, que le proporciona movilidad (zona flagélica funcional recubierta sólo
de membrana).