Está en la página 1de 2
CU ASI-EMPRENDEDOR Cuasi-emprendedor (Tr. lib re) Dícese de aquella persona que está p ensando en

CU ASI-EMPRENDEDOR

CU ASI-EMPRENDEDOR Cuasi-emprendedor (Tr. lib re) Dícese de aquella persona que está p ensando en la

Cuasi-emprendedor (Tr. lib re) Dícese de

aquella persona que está p ensando en la

comenzar un

negocio a corto plazo. Su f rase favorita: -

Yo sé que voy a montar alg o, pero no sé qué … -

posibilidad de acometer o

estos pre-

emprendedores. En m i caso, el primer cuasi-emprendedor que recuerdo, era de mi época universit aria. Tenía un profesor en la Facultad qu e contaba, en tono jocoso, que dedicaba d iez minutos, al despertar cada mañana, a pensar en una idea brillante que le pe rmitiera triunfar

como profesor

en el mundo de los ne gocios. Nos confesó que su carrera

universitario no le llena ba y soñaba con dar un vuelco a su vi da. Pues bien, hace unos días pude c omprobar que ese profesor sigue dand o clases en la misma Universidad. Es d ecir, lleva trabajando la friolera de veint e años en algo que no le satisface …

Todos conocemos a

¿Qué hace un cuasi-e mprendedor como tú para ser un cuas i-emprendedor como tú?

Tener muchas ideas (que vienen y van).

No hacer partícipe, a casi nadie, de esas ideas.

Quejarse de no tener tiempo para evaluarlas seriamente.

No atreverse a dar el primer paso.

Dudar irracionalment e.

Eternizar la toma de

No relacionarse con l as personas adecuadas.

Temer equivocarse.

No solicitar ayuda.

No encontrar una ide a suficientemente buena.

Seguir buscando …

decisiones.

Si te sientes identificado

puede que seas un verd adero cuasi-emprendedor y no te hayas

con alguno de los supuestos anteriore s ¡ be careful !

dado cuenta.

Llegados a este punto d ebes saber que nadie quiere (ni puede) convertirte en un auténtico emprended or. Sencillamente, porque esa conversi ón siempre es fruto de un proceso inte rior, responsabilidad única y exclusiva d e cada uno de nosotros.

web (cosa que agradezco) querrás oi r mi opinión al

respecto: Para emprend er no hace falta encontrar “la gallina de los huevos de

a tu vocación),

llenar tu mochila de ilusi ón y entusiasmo, y atreverse a intentarlo . Porque como dice mi amigo Óscar, cu ando sea mayor no quiero preguntarm e porqué no lo

intenté. Al final, verás

que todo es tan sencillo como conve rtir tu trabajo

oro”, tan solo coger la t area que te apasiona (ésa tan cerquita

Pero como estás en mi

(pasión) en un producto y tu profesión (vocación) en una empres a.

Joaquín Lorente no lo pu ede expresar mejor en un pasaje de uno de sus libros:

“No podemos casarnos

entrañas cerebrales un a potente y responsable ilusión por se r, conseguir y

triunfar. La ilusión es el combustible de la pasión profesional. S in ella, nuestra

vida posiblemente cami nará, pero jamás sabremos lo que es brincos ni dar sorprende ntes saltos”

pegar grandes

con una actividad concreta si no sentim os en nuestras

Así que ya sabes, pasa

oh!. Hazte el favor de no repetir la “triste” historia de mi profesor

cuanto antes del cuasi al sí, del huy al go l, del ay! al

la “triste” historia de mi profesor cuanto antes del cuasi al sí, del huy al go

www.emptraine r.com