Pacto internacional de los derechos civiles y políticos.

Artículo 5 1. Ninguna disposición del presente Pacto podrá ser interpretada en el sentido de conceder derecho alguno a un Estado, grupo o individuo para emprender actividades o realizar actos encaminados a la destrucción de cualquiera de los derechos y libertades reconocidos en el Pacto o a su limitación en mayor medida que la prevista en él. 2. No podrá admitirse restricción o menoscabo de ninguno de los derechos humanos fundamentales reconocidos o vigentes en un Estado Parte en virtud de leyes, convenciones, reglamentos o costumbres, so pretexto de que el presente Pacto no los reconoce o los reconoce en menor grado.

Convencion americana sobre los derechos humanos San Jose Costa Rica| Artículo 29. Normas de Interpretación Ninguna disposición de la presente Convención puede ser interpretada en el sentido de: a. permitir a alguno de los Estados partes, grupo o persona, suprimir el goce y ejercicio de los derechos y libertades reconocidos en la Convención o limitarlos en mayor medida que la prevista en ella; b. limitar el goce y ejercicio de cualquier derecho o libertad que pueda estar reconocido de acuerdo con las leyes de cualquiera de los Estados partes o de acuerdo con otra convención en que sea parte uno de dichos Estados; c. excluir otros derechos y garantías que son inherentes al ser humano o que se derivan de la forma democrática representativa de gobierno, y d. excluir o limitar el efecto que puedan producir la Declaración Americana de Derechos y Deberes del Hombre y otros actos internacionales de la misma naturaleza.

PRINCIPIO PRO HOMINE

El Principio Pro Homine, al respecto el Dr. Edgar Carpio Morales recogiendo lo expuesto por la Dra. Mónica Pinto señala que se trata de un criterio hermenéutico que informa todo el Derecho de los derechos humanos, en virtud del cual se debe acudir a la norma más amplia o a la interpretación más extensiva, cuando se trata de reconocer derechos protegidos o, inversamente, a la norma o a la interpretación más restringida cuando se trata de establecer restricciones permanentes al ejercicio de los derechos o a su suspensión extraordinaria". [7] El Profesor Pablo Luis Manili comentando los alcances del Principio Pro Homine alude a un aspecto relevante que conlleva la aplicación de este principio en cuanto con él se termina toda la discusión en torno a la primacía del derecho interno o del derecho internacional, en materia de derechos humanos, ya que deviene abstracta, por cuanto el intérprete debe siempre elegir la norma que ampare de modo más amplio los derechos humanos". [8]

. además. nos encontramos con una tendencia a aplicar los tratados en el sentido en que mejor garantice la protección integral de las eventuales víctimas de violaciones de los derechos humanos. Javier Jiménez Sánchez. el menos directamente. conforme al artículo 133 constitucional. El principio pro homine.. es decir. Secretaria: Sandra Ibarra Valdez PRINCIPIO PRO HOMINE. es un criterio hermenéutico que coincide con el rasgo fundamental de los derechos humanos. incorporado en múltiples tratados internacionales. respectivamente. a la norma o a la interpretación más restringida. que debe acudirse a la norma más amplia o a la interpretación extensiva cuando se trata de derechos protegidos y. que el interés jurídico tutelado por esos instrumentos no es. 20 de octubre de 2004. SU APLICACIÓN.el artículo 31. El principio pro homine que implica que la interpretación jurídica siempre debe buscar el mayor beneficio para el hombre. publicados en el Diario O cial de la Federación el siete y el veinte de mayo de mil novecientos ochenta y uno. ex Presidente de la Corte Interamericana de Derechos Humanos al referirse a la interpretación de los tratados con arreglo al objeto y al fin indica que existe la tendencia a una protección progresiva de las convenciones protectoras de los derechos humanos privilegiándose la protección de los derechos de las personas así expresa que. Unanimidad de votos. el de los Estados partes. CUARTO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA ADMINISTRATIVA DEL PRIMER CIRCUITO. Si recordamos.En consecuencia. sino el del ser humano. Ahora bien. es claro que el citado principio debe aplicarse en forma obligatoria. el Principio Pro Homine debe entenderse como la aplicación preferente de la norma más favorable a la persona humana. por el contrario. se contempla en los artículos 29 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos y 5 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos. Esta circunstancia otorga a la interpretación y aplicación de las disposiciones convencionales una dinámica de expansión permanente. SU APLICACIÓN ES OBLIGATORIA. cuando se trata de establecer límites a su ejercicio. Ponente: Jean Claude Tron Petit. [9] PRINCIPIO PRO HOMINE. .1 de la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados conduce a adoptar la interpretación que mejor se adecué a los requerimientos de la protección de los derechos de la persona. por virtud del cual debe estarse siempre a favor del hombre e implica que debe acudirse a la norma más amplia o a la interpretación extensiva cuando . como dichos tratados forman parte de la Ley Suprema de la Unión. Amparo directo 202/2004. El Dr. Pedro Nikken.

cuando se trata de establecer límites a su ejercicio. por el contrario. a la norma o a la interpretación más restringida.se trata de derechos protegidos y. .