P. 1
Teoria Del Estado

Teoria Del Estado

|Views: 32.749|Likes:
Publicado porVictor Olmos

More info:

Categories:Types, Research
Published by: Victor Olmos on Feb 17, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

03/05/2015

pdf

text

original

Sections

Del Estado.

La filosofía y la teología cristianas formulan sus ideas en torno a los principios

evangélicos y aunque es profesamente no se preocupan por desentrañar y explicar

la esencia del Estado, sus enseñanzas tuvieron marcada repercusión y notorio

influencia en el pensamiento jurídico-político medieval. Creándose en la existencia

del alma, que habla de una vida ultraterrena, a las comunidades estatales reales, o

temporales las consideran como organizaciones provisionales que se atribuyó a la

Iglesia. Esta supeditación se basaba en la diversidad jerárquica de los intereses y

valores humanos y colectivos a que el poder espiritual y los poderes temporales

debían servir, pues en tanto que éstos debían atender al hombre y a los pueblos en

su bienestar temporal, aquél velaba por su destino post-vitam, que es la existencia

eterna en el mundo de Dios como objetivo definitivo de la humanidad. De ahí que

la precariedad y perención de los intereses humanos en este mundo y la eternidad

del alma de los hombres más allá de él, fuese el primordial fundamento para

proclamar la superioridad de la autoridad y organización eclesiásticas respecto de

los poderes temporales. Estas concepciones, debatidas en el terreno de las ideas

mediante tesis contrarias que no nos corresponde estudiar en la presente obra,

provocaron en la realidad histórica inversas convulsiones entre los estados y la

Iglesia y a las que tampoco haremos referencia.

Sin embargo, el pensamiento cristiano, principalmente al través de la patrística y la

escolástica., atribuyo al Estado una finalidad espiritual mediata, consistente en

preparar el destino ultraterrenal de los hombres reunidos en sociedad mediante la

realización, en el orden temporal, de los valores que conducen a ese destino, como

el bien común y la justicia bajo la tónica de los principios evangélicos.

El más destacado representante de la patrística es sin duda alguna San Agustín, el

famoso obispo de Hipona y uno de los pilares ideológicos más sólidos de la Iglesia

Católica. En su magistral obra, Civitas Dei ´ la ciudad de Diosµ escrita en el siglo V

de la era Cristiana y compuesta de veintidós libros, fórmula uno de los estudios

teológicos más profundos de que ha tenido conocimiento la humanidad,

combatido, con los principios del Evangelio, no sólo las organizaciones políticas de

su época, sobre todo la del Imperio romano que en Occidente y en ese siglo

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 39

experimentaba su desquiciamiento por los embates de los pueblos germánicos,

sino las teorías filosóficas en boga fundadas en las creencias religiosas paganas.

Para San agustín los estados temporales son producto de la voluntad de los

hombres, de suyo viciada por el pecado, y su finalidad es procurar la felicidad

perecedera en este mundo dentro de un marco hedonista que sus gobiernos suelen

proteger y fomentar. Frente a esas ´ciudades terrestresµ, el insigne teólogo formula

su concepción de un tipo ideal de ´Estado celesteµ, la Ciudad de Dios, que en la

vida ultraterrenal estaría formada por los elegidos, o sea, por los que hubieren

practicado las enseñanzas y postulados de cristo.

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 40

4.2 Santo Tomas De Aquino.

Trabajo como profesor de filosofía en la

universidad de Paris y Fue Teólogo. Una de las

cosas mas importantes que realizo Santo Tomas,

fue Cristianizar a Aristóteles, de la misma

manera que San Agustín había cristianizado a

Platón.

Tomas de Aquino Pensó que no tenía por qué

haber una contradicción entre lo que nos cuenta

la filosofía o la Razón y lo que nos revela la Fe.

Opinaba que Además de los ´dogmas de Feµ

Existían una serie de ´verdades Teológicas

naturalesµ a las que se pueden llegar tanto a

través de la religión cristiana o fe como a través

de la razón innata o natural.

Tomas quiso mostrar que solo existe una verdad.

Cuando Aristóteles señala algo que nuestra razón

reconoce como verdad, entonces tampoco

contradice la doctrina cristiana. Según Tomas

podemos acercarnos a la verdad mediante

nuestra razón y nuestras observaciones. Otra

parte de la verdad nos la rebela Dios a través de

la Biblia.

Tomas de Aquino apoyo la filosofía de Aristóteles en los puntos en común con la

teología de liberación. Según tomas hay un grado evolutivo de existencia desde

plantas y animales hasta seres humanos.

4.2.1 Biografía.

Tomás de Aquino, en italiano Tommaso D'Aquino (nacido en Roccasecca (Lacio) o

Belcastro (Calabria1 ), Italia, a finales de 1224 o inicios de 1225 ² Abadía de

Fossanuova, en la actual Provincia de Latina, 7 de marzo de 1274) fue un teólogo y

filósofo católico perteneciente a la Orden de Predicadores, y es el principal

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 41

representante de la tradición escolástica, y fundador de la escuela tomista de

teología y filosofía. Es conocido también como Doctor Angélico y Doctor Común.

También se le conoce como el Aquinate (derivado de Aquino). Por otro lado, es

considerado santo por la Iglesia Católica. Su trabajo más conocido es la Suma

Teológica, tratado en el cual pretende exponer de modo ordenado la doctrina

católica. Canonizado en 1323, fue declarado Doctor de la Iglesia en 1567 y santo

patrón de las universidades y centros de estudio católicos en 1880.

Es el último hijo varón de una numerosa familia de doce hijos. Su padre se llamaba

Landulfo de Aquino. Alto, grueso, bien proporcionado, frente despejada, porte

distinguido, una gran amabilidad en el trato, y mucha delicadeza de sentimientos.

Cerca del Castillo donde nació estaba el famoso convento de los monjes

Benedictinos llamado Monte Casino. Allí lo llevaron a hacer sus primeros años de

estudios. Los monjes le enseñaron a meditar en silencio. Es el más piadoso,

meditabundo y silencioso de todos los alumnos del convento. Lo que lee o estudia

lo aprende de memoria con una facilidad portentosa.

Continúa sus estudios por cinco años en la Universidad de Nápoles. Allí supera a

todos sus compañeros en memoria e inteligencia. Conoce a los Padres Dominicos y

se entusiasma por esa Comunidad. Quiere entrar de religioso pero su familia se

opone. El religiosos huye hacia Alemania, pero por el camino lo sorprenden sus

hermanos que viajan acompañados de un escuadrón de militares y lo ponen preso.

No logran quitarle el hábito de dominico, pero lo encierran en una prisión del

castillo de Rocaseca.

Tomás aprovecha su encierro de dos años en la prisión para aprenderse de

memoria muchísimas frases de la S. Biblia y para estudiar muy a fondo el mejor

tratado de Teología que había en ese tiempo, y que después él explicará muy bien

en la Universidad.

Liberado ya de la prisión lo enviaron a Colonia, Alemania, a estudiar con el más

sabio Padre Dominico de ese tiempo: San Alberto Magno. A los 27 años, en 1252,

ya es profesor de la famosísima Universidad de París. Sus clases de teología y

filosofía son las más concurridas de la Universidad. El rey San Luis lo estima tanto

que lo consulta en todos los asuntos de importancia. Y en la Universidad es tan

grande el prestigio que tiene y su ascendiente sobre los demás, que cuando se traba

una enorme discusión acerca de la Eucaristía y no logran ponerse de acuerdo, al fin

los bandos aceptan que sea Tomás de Aquino el que haga de árbitro y diga la

última palabra, y lo que él dice es aceptado por todos sin excepción.

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 42

En 1259 el Sumo Pontífice lo llama a Italia y por siete años recorre el país

predicando y enseñando, y es encargado de dirigir el colegio Pontificio de Roma

para jóvenes que se preparan para puestos de importancia especial. En 4 años

escribe su obra más famosa: "La Suma Teológica", obra portentosa en 14 tomos,

donde a base de Sagrada Escritura, de filosofía y teología y doctrina de los santos

va explicando todas las enseñanzas católicas. Es lo más profundo que se haya

escrito en la Iglesia Católica.

4.2.2 Pensamiento Político De Sócrates, Teoría Del

Estado.

.Para la unidad humana, natural y racional. Dice santo tomas que para constituir

un estado, se necesita un poder político. Existe en sí mismo, en tanto sea conforme

a la naturaleza y no en cuánto proceda de otro poder humano que le fuera

superior. Tiene a dios en su origen, pero a dios como creador de la naturaleza.

Santo Tomás de Aquino, ha formulado esta teoría del origen del poder en un

encadenamiento de dos silogismos; el poder mayor: La sociedad es una exigencia

de la naturaleza del hombre, ser moral, razonable, religioso, social yel poder

menor: Para vivir en sociedad se necesita una autoridad superior que ordene a

cada miembro con vistas al bien común.

La autoridad procede de Dios. Mas la trasferencia de esta autoridad, divina en su

esencia, es humana en sus modos. Pasa por el pueblo, Santo Tomás expone

claramente la teoría que más tarde será calificada de ´soberanía inicialµ del pueblo.

La comunidad misma es, necesariamente, el primer sujeto del poder. Ella puede(y

a menudo de hecho, debe) transmitirlo a una o varias personas determinadas por

un tiempo limitado, e incluso, por un período definido.

Santo Tomas prefiere la monarquía en razón de sus concepciones teológicas; ya

que el ejercicio real del derecho del monarca es comparable a la acción de Dios y la

constitución monárquica es la misma que Cristo ha querido para su iglesia;

filosóficas: el arte imita a la naturaleza y ésta tiende a la unidad. La sociedad

política debe modelarse conforme a ella. Todo proviene de la unidad y vuelve a la

unidad. La superioridad del poder está mejor asegurada, como también la

organización porque lo que es uno en sí aventaja a lo que está compuesto de

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 43

múltiples elementos; Sin embargo, a aun cuando el gobierno de uno solo es el

mejor, se convierte en el peor si se desvía de su fin.

4.3 Nicolás Maquiavelo.

Es uno de los más inteligentes

historiadores y pensadores políticos de

todos los tiempos. Fundador de la

moderna

teoría

política,

astuto

diplomático al servicio de su Florencia

natal y desapasionado observador de los

asuntos humanos.

Fue autor de una impresionante obra,

entre la que cabe destacar: El príncipe, los

Discursos sobre la primera década de Tito

Livio y la Historia de Florencia.

En la práctica pura y simple fue, de todos

sus contemporáneos, el que tuvo mayor

amplitud de visión y la penetración más

clara de lo que era la tendencia general de

la evolución europea.

Viviendo en una época en la que se estaba

derrumbando el viejo orden político

europeo y en la que estaban surgiendo

con deslumbradora rapidez nuevos problemas, tanto en el estado, como en la

sociedad, trato de interpretar el significado de los acontecimientos, de prever los

resultados inevitables y de descubrir y formular las reglas que destinadas a

dominar desde entonces la acción política estaban moldeándose o modelándose en

medio de las condiciones que se estaban formando de la vida nacional. Más que

ningún otro pensador político fue Maquiavelo el creador del significado que se ha

atribuido al estado en el pensamiento político moderno.

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 44

4.3.1 Biografía.

Nicolás Maquiavelo nació en Florencia en 1469, de una familia antigua, aunque

más bien modesta. Desarrolló una importante carrera diplomática: a los 29 años

fue designado Secretario de la Segunda Cancillería de la ciudad, donde fue

encargado del servicio de secretaría en la oficina de los Diez de Libertad y Paz.

Ocupó este cargo hasta 1512.Además, desarrolló diversas misiones diplomáticas

ante varios monarcas y potentados: Luis XII, de Francia; el emperador Maximiliano

I de Alemania, y César Borgia. Sin embargo, al retorno de los Médicis a Florencia,

en 1512, Maquiavelo perdió su puesto en la secretaría de Estado.

No sólo eso, sino que fue encarcelado poco después acusado de participar en una

conjura contra los Médicis. Al salir de prisión, el diplomático se retiró a su finca de

San Casciano, en donde elabora en 1513 sus obras más importantes: El Príncipe y el

Discurso sobre la Primera Década de Tito Livio. En 1520, rehabilitado, se dedicó a

escribir su Historia de Florencia y El arte de la guerra.

Italia, durante la vida de Maquiavelo, estaba lejos de ser una unidad política; más

bien, era un campo de guerra y de conquista de otros Estados: Francia, España,

Alemania e incluso Suiza. Italia estaba dividida en cinco entidades políticas: las

repúblicas de Florencia y Venecia, el ducado de Milán, el reino de Nápoles y el

territorio de la Iglesia Romana. Conseguir la unificación de éstos y liberar a Italia

del dominio extranjero es el principal motivo que movió a Maquiavelo a escribir su

más célebre obra. Murió en Florencia en 1527

4.3.2 Pensamiento Político De Nicolás

Maquiavelo, Teoría Del Estado.

Nicolás Maquiavelo se le considera el verdadero fundador y padre de la ciencia

política y fue el primero en usar la palabra Estado en su sentido moderno. Algunos

le atribuyen la invención de la dictadura moderna y su consiguiente Realpolitik,

como expresión específicamente diferente de las antiguas formas de totalitarismo.

Sus ideas políticas estaban impregnadas de sentido práctico y una visión realista

de gobierno.

Maquiavelo tiene una concepción totalmente diferente de la sociedad humana:

para él el hombre es por naturaleza perversa y egoísta, sólo preocupada por su

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 45

seguridad y por aumentar su poder sobre los demás; sólo un estado fuerte,

gobernado por un príncipe astuto y sin escrúpulos morales, puede garantizar un

orden social justo que frene la violencia humana.

Todo gobernante debe aspirar a poseer una poderosa fuerza integrada por sus

súbditos, bien equipada y armada y disciplinada y unida a sus intereses por lazos

de lealtad al estado.

Para Maquiavelo, el gobernante, tiene como misión la felicidad de sus súbditos y

ésta sólo se puede conseguir con un Estado fuerte. Para conseguirlo tendrá que

recurrir a la astucia, al engaño y, si es necesario, a la crueldad. La virtud

fundamental es la prudencia, para la conveniencia del Estado. Si el interés de la

patria exige traición o deslealtad, se comete. "La grandeza de los crímenes borrará

la vergüenza de haberlos cometido". Los medios no importan: no es necesaria la

moral, sino un realismo práctico, no lo que debe ser, sino lo que es en realidad.

Política y moral son dos ámbitos distintos e incluso contradictorios aunque

Maquiavelo concebía los factores morales, religiosos y económicos de la sociedad

como fuerzas que un político puede utilizar inteligentemente en provecho del

Estado.

Para complementar la concepción política de Maquiavelo, dice que un buen

político debe ser un gran estratega, perspicaz y astuto, por ende un gran

gobernante, utilizando la religión como institución que posee fuerza natural para

garantizar la obediencia, el respeto, y la sumisión del pueblo no importando los

medios para conseguirlos pues las multitudes carecen de entendimiento humano,

el poder del gobernante esta sostenido por la gracia de Dios.

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 46

4.4 Thomas Hobbes.

Se educó en Oxford y fue institutor del Príncipe de Gales Carlos II. La publicación

de su obra EL LEVIATAN, no obstante ser de esencia tan reaccionaria, le costó ser

expulsado de Inglaterra, a la cual pudo volver sólo durante el gobierno de

Cromwell. También fue autor de obras tan connotadas como: de cive, la naturaleza

humana o elementos fundamentales de política, del cuerpo político,

elementorumphilisophae, etc.

Hobbes habla de las tendencias conflictivas del capitalismo incipiente: El Estado

como principio de legislación

racional de la conducta social de los

hombres y la afirmación del

individuo burgués en la realización

de sus innegables intereses de clase.

También expresa en unas de sus

obras que al ser el hombre libre está

determinado a hacer lo que es

placentero a sus propios sentidos, a

sus propias necesidades, a sus

deseos, por lo que se convierte en

lobo para el mismo hombre (Homo

homini lupus). Pues las tres causas

principales de la discordia entre los

hombres serían "Primera, la

competencia,

segunda,

la

desconfianza, tercera, la gloria".

Pero del mismo modo que los

hombres, para alcanzar la paz y, con ella, la conservación de sí mismos, han creado

un hombre artificial que podemos llamar estado, así tenemos también que han

hecho cadenas artificiales, llamadas leyes civiles, que ellos mismos, por pactos

mutuos han fijado fuertemente, en un extremo, a los labios de aquel hombre o

asamblea a quien ellos han dado el poder soberano; y por otro extremo, a sus

propios oídos. Estos vínculos débiles, por su propia naturaleza, pueden, sin

embargo, ser mantenidos por el peligro aunque no por la dificultad de romperlos

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 47

4.4.1 Biografía.

Nació enWestport, Inglaterra, 1588 Filósofo inglés. Hijo de un eclesiástico, quedó a

cargo de su tío cuando aquél abandonó a su familia, tras participar en una pelea en

la puerta de su iglesia. Estudió en el Magdalen Hall de Oxford, y en 1608 entró al

servicio de la familia Cavendish como preceptor de uno de sus hijos, a quien

acompañó en sus viajes por Francia e Italia entre 1608 y 1610. A la muerte de su

alumno, en 1628, regresó de nuevo a Francia para entrar al servicio de Gervase

Clifton.

En dicho país permaneció hasta 1631, cuando los Cavendish lo solicitaron de

nuevo, como preceptor de otro de sus hijos. En 1634, acompañando a su nuevo

alumno, realizó otro viaje al continente, ocasión que aprovechó para entrevistarse

con Galileo y otros pensadores y científicos de la época. En 1637 volvió a

Inglaterra, pero el mal ambiente político, que anunciaba ya la guerra civil, lo llevó

a abandonar su patria e instalarse en París en 1640.

Poco tiempo antes había hecho circular entre sus amigos un ejemplar manuscrito

de sus Elementos de la ley natural y política, de los que, en forma de dos tratados

distintos, se editaron dos partes en 1650. En París comenzó a publicar las distintas

partes de su sistema, empezando con el De cive en 1642. En 1651 abandonó Francia

y regresó a Inglaterra, llevándose consigo el manuscrito del Leviatán, sin duda la

más conocida de sus obras, que se editaría en Londres ese mismo año.

En 1655 publicó la primera parte de los Elementos de filosofía y en 1658, la

segunda. Estas dos obras completaban la trilogía iniciada con De cive. Tras la

restauración de 1660 gozó del favor real, pero las acusaciones de ateísmo que le

lanzaron los estamentos eclesiásticos lo llevaron a retirarse de la vida pública.

Durante los últimos años de su vida hizo una traducción en verso de la Ilíada y la

Odisea, y escribió una autobiografía en versos latinos.

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 48

4.4.2 Pensamiento Político De Thomas Hobbes,

Teoría Del Estado.

La idea de Hobbes acerca del estado se basa en el análisis que hace de la naturaleza

humana. El hombre, dice, tiene la tendencia de dominar por la fuerza a sus

semejantes, de sujetarlos a sus exigencias, sin que ello impida al débil matar al más

fuerte. Supone Hobbes paradójicamente la igualdad natural de los hombres ´en las

facultades del cuerpo y del espírituµ, contradiciéndose al sostener en seguida que

´si bien un hombre es, a veces, evidentemente, más fuerte de cuerpo y más sutil de

entendimiento que otro, cuando se considera en conjunto, la diferencia entre

hombre y hombre no es tan importante que uno pueda reclamar, a base de ella,

para sí mismo, un beneficio cualquiera al que otro no pueda aspirar como élµ.

Agregando que: ´En efecto, por lo que respecta a la fuerza corporal, el más débil

tiene bastante fuerza para matar al más fuerte, ya sea mediante secretas

conspiraciones o asociar con otro que se halle en el mismo peligro que él se

encuentraµ. Hobbes coloca a los hombres en un primitivo entre sí, en una situación

de lucha constante, dentro de la que ´no existe oportunidad para la industria, ya

que su fruto es incierto; por consiguiente, no hay cultivo de la tierra, ni navegación,

ni uso de los artículos que pueden ser importantes por mar, ni construcciones

confortables, ni instrumentos para mover y remover las cosas que requieran mucha

fuerza, ni conocimiento de la faz de la tierra, ni computo del tiempo, ni artes, ni

letras, ni sociedad; y lo que es peor de todo, existe continuo temor y peligro de

muerte violenta; y la vida del hombre es solitaria, pobre, tosca, embrutecida y

breveµ. Partiendo de estas premisas, Hobbes infiere que, como en la anarquía y en

el caos es importante vivir, los hombres tienen la necesidad imperiosa e ineludible

de unirse, de formar una comunidad, que es el Estado, para que dentro de ella la

vida social pueda ser factible y desarrollarse sin violencias, disturbios y luchas que

la destruirán. La urgencia de formar el Estado obedece en su pensamiento al

designio del hombre para establecer la paz entre sus semejantes ante ´el temor a la

muerte y al deseo de las cosas que son necesarias para una vida confortable, y la

esperanza de obtenerlas por medio del trabajoµ. La comunidad, razona, requiere

de un orden para que dentro de ella impere la paz, y esta exigencia sólo puede

satisfacerse si los hombres confían el poder coactivo de implantarla a otro hombres

o a un grupo de individuos, con el objeto de que mediante el ejercicio de ese poder

se logre a favor de todos y cada uno de los componentes de la sociedad humana y

de esta misma, el ambiente propicio para la convivencia armónica y la proscripción

de la violencia, pues todos los seres humanos desean ´abandonar esa miserable

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 49

condición de guerra que es consecuencia necesaria de las pasiones naturales de los

hombres cuando no existe poder visible que los tenga a raya y los sujete, por temor

al castigo, a la realización de sus pactos y a la observancia de las leyes de la

naturaleza.

Dicho de otra forma el pensamiento político de Hobbes supone un giro frente al

pensamiento iusnaturalista heredado de Santo Tomás. En efecto, la sociedad no es

algo natural en el hombre, sino que surge de un contrato o pacto entre individuos.

A esta teoría se le denominará contractualismo. No obstante, el iusnaturalismo

todavía pervive en estas teorías, puesto que es la ley natural la que fuerza a pactar

y crear la sociedad (ley, estado). Partiendo claramente de un iusnaturalismo, para

Hobbes el estado proviene de la naturaleza humana.

El desarrollo de su teoría del origen del estado es el siguiente; El hombre por

naturaleza es egoísta, es decir, tiende a buscar su propio placer, sean cuales fueren

los costes que esto acarree a los demás. La razón humana para Hobbes no capta el

bien en sí mismo, sino que es un cálculo de medios a fines que nos enseña a

conseguir nuestras metas utilizando para ello cualquier tipo de medios a nuestro

alcance. La concepción de la razón en Rousseau no va a ser esta razón calculadora,

sino una razón desinteresada y universal, que aparecerá también en Kant.

Según Hobbes, para satisfacer el placer es necesario el poder. Para Hobbes, todos

los hombres son iguales antes de firmar el pacto o contrato, y todos gozan del

mismo poder. Es precisamente esta situación la que lleva a los hombres a

desconfiar unos de otros.

Esta desconfianza conduce a la ´guerra de todos contra todosµ. Los peligros que

esta guerra acarrea llevan a pactar y formar el estado. Por tanto, el estado tiene su

origen en nuestra naturaleza egoísta y desconfiada. El contrato social de Hobbes es

fruto de un pacto en el que los hombres renunciamos a la libertad ilimitada de la

que gozaban en el Estado de Naturaleza. Este pacto se firma con dos condiciones:

La renuncia a la libertad sin límites es recíproca, no unilateral. Esta renuncia, para

que tenga sentido, debe ser controlada, para que así el acuerdo sea irreversible.

El encargado de controlar y administrar esta renuncia es el Leviatán, el soberano,

el Estado, que ostentará todo el poder al que han renunciado sus súbditos. Por

tanto, el poder del Leviatán no tiene límites ni control alguno. Hobbes justifica de

este modo el poder absoluto del monarca, y la falta de libertad de los súbditos.

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 50

Como se ve, para Hobbes el origen del Estado se implica en un pacto entre los

hombres que reconoce como causa un estado de guerra o fuerza primitivo y como

móvil el deseo, la aspiración para eliminarlo y sustituirlo por un estado de orden

coactivo.

4.5 John Locke.

Uno de los mayores representantes del empirismo y el padre del liberalismo

político,sus dos obras más importantes, Ensayo sobre el entendimiento humano y

Dos tratados sobre el gobierno

civil, fueron publicadas en 1690. A

sus últimos años en Inglaterra

corresponden Pensamientosobre la

educación y La razonabilidad del

cristianismo.

Locke, al igual que Descartes y la

mayoría de los filósofos modernos,

prestó una especial atención al

problema del origen y fundamento

del conocimiento. Coincidía con

Descartes en que el objeto de

conocimiento no son las cosas sino

las ideas (lo que constituye en

nuestra mente el objeto del

entendimiento) pero, a diferencia

de aquél, sostenía que las ideas

provienen solamente de la

experiencia. Rechazaba las "ideas innatas" cartesianas y afirmaba que, antes de la

experiencia, el entendimiento se encuentra vacío como una hoja en blanco o como

una tabla rasa. No hay ideas innatas ni en el plano teorético ni en el práctico o

moral. Las cualidades sensibles de los objetos son transmitidas a la mente a través

de los sentidos. Ésta es la primera fuente del conocimiento, la sensación o

experiencia externa. La segunda fuente del conocimiento es la reflexión, o

experiencia interna, que es la percepción que la mente tiene de su propia actividad

mental.

Teoría Del Estado

Víctor Olmos Quintana

Página 51

4.5.1 Biografía.

Nació en Wrington 1632 Filósofo inglés. Estudió medicina, ciencias y filosofía en

Oxford. Como diplomático y también como desterrado, pasó mucho tiempo en

Francia y en Holanda, donde entró en contacto con el pensamiento de Descartes,

del que discrepó en la cuestión de las ideas innatas, teoría que rechazó aduciendo

que todas nuestras representaciones proceden de la experiencia, y ésta llega a

nosotros por los sentidos con que captamos lo externo, y la transformamos con el

concurso del sentido interno o reflexión. Las ideas que la experiencia nos

proporciona acerca del mundo exterior (por la vía de la percepción: olores, colores,

etc.) no son propiedades reales de los objetos que configuran ese mundo exterior,

sino que en todos los casos constituyen impresiones subjetivas.

Las ideas morales de Locke, elaboradas a partir de su credo empirista y de

conceptos éticos tradicionales, constituyen un ingrediente importantísimo del

naciente liberalismo inglés. Concibió la ley como un acuerdo razonable de todos, y

la dividió en divina, civil y filosófica. Estas ideas las plasmó en ¡

Ensayos sobre la

ley de la naturaleza». Sus tratados sobre el gobierno fueron fundamentales en la

génesis del parlamentarismo. Su ¡

Ensayo sobre el entendimiento humano» (1690)

se convirtió en el gran clásico del empirismo inglés. Propuso como ideal humano

un ser libre, sano de cuerpo y alma, apto para competir y dueño de sí mismo.

Locke se erigió en defensor de la libre crítica, del antidogmatismo y de las

libertades individuales y de los derechos del hombre.

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->