P. 1
Estudio fonético-fonológico de la narrativa salvadoreña Salarrué, Arturo Ambrogi, Napoleón Rodríguez Ruiz y Ramón González Montalvo

Estudio fonético-fonológico de la narrativa salvadoreña Salarrué, Arturo Ambrogi, Napoleón Rodríguez Ruiz y Ramón González Montalvo

|Views: 13.190|Likes:

More info:

Published by: bibliotecalejandrina on Feb 15, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

07/16/2013

pdf

text

original

Cuentos de barro (1933)

Es una de las narrativas que representa de la forma más fidedigna posible, la

literatura costumbrista en El Salvador, en su variedad de cuentos como“La botija”,

“La honra”, “Semos malos", “La petaca”, “La ziguanaba”, “El maishtro”, “La

tinaja”, entre otros, recoge las costumbres, y vocabulario del campesino salvadoreño.

La obra literaria esta dividida por treinta y cuatro cuentos, con temas propiamente

salvadoreños y consta de 208 páginas.

Luis Salvador Efraín Salazar Arrué (Salarrué) (1899-1975) es un escritor

originario de Sonsonate, el autor de Cuentos de barro ha sido uno de los escritores

salvadoreños muy reconocido por la crítica literaria hispanoamericana. Cuentos de

barro ha tenido una frondosa cantidad de ejemplares que se han distribuido en todo

el continente americano. Ante este hecho, Cañas Dinarte opina al respecto que:

“ningún salvadoreño ha logrado antes un lanzamiento editorial de tal magnitud y
trascendencia internacional” (Cañas Dinarte, 2002:403).

Otro de los comentarios a la obra de Salarrué lo hace Gallegos, al referirse a la

obra dirá que: “Salarrué saca a flote lo que yacía escondido como una veta agruífera

en lo hondo de nuestro suelo” (Gallegos Valdés, 1981:40). Y al referir al autor de

Cuentos de barro Ordonez Arguello (1956) manifiesta que Salarrue moja sus

pinceles en los colores de su propia tierra.

Salarrué deja su incuestionable originalidad cargado de imaginación y

magia en sus Cuentos de barro y Cuentos de cipotes (Cfr. Galindo 1989).

-55

El Jetón (1936)

La obra literaria El jetón de Arturo Ambrogi (1875-1936), es una novela

extensa que consta de catorce apartados o historias, y de 236 páginas, en su contenido

se encuentran temas especificamente campesinos, llenos de mitologías, sus temas mas

representativos son “La molienda”, “La bruja”, “La siguanaba”, “El rezo del

santo”, entre otros.

El jetón es considerado por la crítica literaria como un cuento largo, y uno de

los elementos culturales que en esta obra se presenta, es el folclor, ya que refiere en

su interior relatos mitológicos como la Cihuanaba, este aspecto es de valiosa

importancia, debido a que, se presenta una visión de las creencias rurales de El

Salvador, además introduce los temas que tienen que ver con las actividades

propiamente campesinas como por ejemplo: el arreo, la sacadera, la molienda” (Cañas

Dinarte 2002:31).

El Jetón es vista como una obra completa y madura de Ambrogi y ha sido,

clasificada de costumbrista, por su lenguaje apretado criollista, lleno de luces y

sombras.

Cañas Dinarte al dar su comentario a dicha obra refiere que: “La esencia y el

estilo del cuento de Ambrogi se mantiene bien, enriquecido por los encuadres-dibujos

de López y Hernández. Así, el mito más recurrente en el agro salvadoreño, de estirpe

nahua-pipil, se plasma en esta publicación como un refrescamiento de nuestra

tradición oral y de un maestro de la prosa narrativa de las primeras décadas del siglo

XX, Ambrogi”. (Cañas Dinarte 2002: 32-33).

Cañas Dinarte (2002) manifiesta, “El Jetón (1936) es la obra ambrogiana más

completa y madura. Arturo Ambrogi nos presenta en esta obra una visión personal del

ambiente rural de El Salvador. Con prosa lúcida detallista, fulgurante, tremenda,

penetra en las costumbres y en la realidad del trabajador agrario, envuelto en una

atmósfera de superstición, indigencia, mito y fantasía” (Cañas Dinarte 2002: 33).

-56

“En formato de «paquín» o «historieta», el Grupo Litera-rio Amate ha puesto a

circular una versión del cuento clásico de Arturo Ambrogi, «La Ciguanaba», del libro

El jetón (San Salvador, 1936) El texto fue adaptado por Miguel Ángel Chinchilla, con

la colaboración de Miguel Ángel Azucena y Luis Melgar Brizuela. En veintiocho

páginas (que incluyen una presentación titulada «La Ciguanaba: un mito de género»)”

(Cañas Dinarte 2002: 33).

-57

Jaraguá (1950)

Jaraguá es una novela rica en contenido, como en vocabulario del campesino

salvadoreño, haciendo alusión desde el titulo al campo, por ser jaraguá un tipo de

arbusto que no tiene gran altura, y es muy agradecido en la tierra para reproducirse,

por lo tanto crece en cualquier adversidad en que la tierra se encuentre. La novela

consta de 400 páginas y contiene una abundante cantidad de personajes, como de

situaciones comunes de la vida diaria, como amoríos que se inician en los cafetales y

termina trágicamente con la muerte de algún personaje, la pobreza, las intrigas,

venganzas y la ambición, sobre todo de la joven humilde y pobre que se acaba de

convertir en mujer y es seducida por el patrón, hasta convertirse en su victima, con la

esperanza o ambición de salir de la pobreza en la que ha vivido.

Napoleón Rodríguez Ruíz (1910-1987) publicó su magna novela Jaraguá, y es

considera dentro del concepto de novela de realismo costumbrista, con contenido

social y ambientación campesina Gallegos (1997) manifiesta que Jaraguá es la única

novela de Napoleón Rodríguez Ruiz, que se ve como un verdadero clásico nacional

(Cfr. Gallegos Valdés 1977).

Jaraguá, (1950) fue “ampliamente difundida por el sistema oficial de

educación y adaptada a formato radiofónico por Eugenio Martínez Orantes y

trasmitida por la radiodifusora YSEB “La voz de Latinoamérica”, a partir del viernes

18 de marzo de 1960. Trabajo actoral que fue dirigido por Emanuel Jaén y contó con

el patrocinio comercial de Distribuidora de Fábricas S.A” (Cañas Dinarte, 2002:388).

-58

Barbasco (1960)

Barbasco novela desarrollada bajo la admosfera campesina, llena de

peculiaridades en sus personajes como en los relatos, con un amplio vocabulario

campesino, y representante de las costumbres típicas de El Salvador, se encuentra

dividida por trece capítulos y consta de 234 páginas.

Ramón González Montalvo (1908) al hablar de su novela Barbasco, Gallegos

(1977) expresa que es uno de los mejores escritos y a la vez una de las mejores

novelas latinoamericanas, que presenta fuertemente característica rebosante de fuerza

telúrica y lujuria tropical. Gallegos Valdés Manifiesta que esta obra presenta el ser

humano tal cual es, es decir que refleja un ser en un mundo totalmente real: “El

hombre de la campiña con sus virtudes y defectos a veces tímido, introvertido; a veces

comunicativo, soberbio y dispuesto a defender lo que por derecho natural considera

suyo.” (Gallegos Valdés 1977: 18 página virtual).

“Montalvo cultiva principalmente la novela y también el cuento. Sus temas son

vernáculos, y están tratados con vigor y habilidad de verdadero novelista. Barbasco es

considerada una obra de plena humanidad y eficacia expresiva” (Gallegos Valdés

1977:18- 19 página virtual).

En estas reseñas historiográficas uno de los puntos de relevancia es el saber que

“la influencia de ambrogi ha sido decisiva en la literatura Salvadoreña. Luis Salvador

Efraín Salazar Arrué (Salarrué), Napoleón Rodríguez Ruiz, y Ramón González

Montalvo, interpretes así mismo del alma campesina tienen su punto de partida en

Ambrogi, quien supo elevar en un alto plano el regionalismo de su tiempo” (Gallegos

Valdés, 1981: 123).

-59

En conclusión a los comentarios anteriores diremos que las obras que tomamos

para nuestro estudio llevan inmerso en su contenido el elemento costumbrista tanto en

la caracterización de sus personajes como en el vocabulario empleado, sin lugar a

duda la visión de los autores en estudio, es la de representar al campesino de la forma

más sencilla como describiendo su diario vivir, su trabajo, su alimentación, sus

relaciones personales y costumbres familiares, entre otros aspectos, en los cuales

sobrevive el costumbrismo en gran magnitud.

-60

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->