P. 1
Apunte Cirugía

Apunte Cirugía

|Views: 10.158|Likes:
Publicado porDaniela Quilodrán

More info:

Published by: Daniela Quilodrán on Feb 13, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

07/02/2015

pdf

text

original

90

La Hidatidosis Pulmonar es una enfermedad parasitaria que afecta la cavidad pleuropulmonar,
provocada por especies de echinococcus que afectan al hombre en su forma larval.
Existen varios tipos de echinococcus, se reconocen cuatro especies patógenas para el hombre:

- E. granulosus
- E. multilocularis
- E. Oligarthus
- E. vogeli

El E. granulosus y el E. multilocularis son los que más afectan al hombre, siendo la mayoría de los

casos por E. granulosus.

El hombre forma parte de su ciclo como huésped intermediario, al igual que el ovino, vacuno, entre
otros. El huésped definitivo es el canino. Los huéspedes intermediarios permiten el crecimiento del
escólex constituyendo el famoso quiste hidatídico. Este quiste esta conformado básicamente por tres
estructuras, una que aporta el organismo al tratar de aislar los parásitos, el órgano reacciona formando
una pared de tejido fibroso, gruesa y dura denominada periquística o adventicia. El parásito forma a su
alrededor un cierre esférico de material quitinoso inerte conformando dos capas: la cutícula o albugínea y
la prolígera.

La albugínea, lámina blanquecina, opaca y elástica permite el transporte osmótico de sustancias

coloides y cristaloides.

La membrana germinativa o prolígera reviste el interior de la albugínea, de ella nacen, se nutren y
se liberan los escólex. Porciones rotas de la germinativa son capaces de quedar encerradas en pequeñas
esferas que formarán vesículas hijas; los restos no vitales generarán la arenilla hidatídica. Es de color
blanquecino nacarado.

El Líquido hidatídico es producto del metabolismo del parásito, casi transparente, agua de roca.
Permite el intercambio de nutrientes con el huésped.
En el pulmón, a diferencia del hígado, generalmente los quistes son uniloculares, producen pocas
vesículas hijas y poca arenilla hidatídica. Esto los hace bastante poco contaminantes cuando se rompen al
espacio pleural, a diferencia del quiste hidatídico hepático que cuando se rompe en el abdomen produce
una parasitosis masiva la cual es difícil de manejar.

EPIDEMIOLOGÍA

En Chile se notifican aproximadamente 300 a 400 casos nuevos de los cuales un 25 a 30% son
pulmonares, eso significa que se diagnostican entre 100 y 150 casos de hidatidosis pulmonar. El problema
es que tenemos una gran subnotificación, de 66% a 75%, por lo que se estima que los casos nuevos de
hidatidosis fluctúan entre 970 y 1320 anuales.
Es una parasitosis que aún produce muerte. Mortalidad de 0.2 por 100.000 hab. (35 muertes
anuales aprox.). No es ningún orgullo tener cifras tan altas de hidatidosis, la cual afecta principalmente a
las personas de menores recursos. En los países desarrollados la hidatidosis no se ve porque desparasitan
los perros.

Año 2005: 345 casos declarados

91

DIAGNÓSTICO

Debo sospechar Hidatidosis principalmente en pacientes rurales con sintomatología respiratoria
(82.7%). La Hidatidosis pulmonar no tiene síntomas que le sean propios o específicos, excepto la biliptisis.
En general, los síntomas están dados por el crecimiento y el tamaño del quiste y si este se complica o no.
Cuando los quistes son pequeños son asintomáticos y es muy difícil diagnosticarlos, a no ser que se
observen en una radiografía de tórax como hallazgo cuando se le tomo una placa por otro motivo al
paciente.

En general los pacientes son asintomáticos, pueden tener tos irritativa (72%), desgarro hemoptoico
(25%), dolor torácico (24%). A veces consultan porque presentan un cuadro respiratorio (6%), que se
puede confundir con una neumonia. Otro signo que es característico es la vómica hidatídica (12%), que
consiste en la rotura del quiste hacia el árbol bronquial, por lo que el paciente presenta un brusco acceso
de tos, donde elimina líquido y membranas (paciente lo describe como hollejos de uva). Si el paciente
presenta vómica existe una alta posibilidad de que se trate de hidatidosis. Pueden presentar, pero es muy
poco frecuente, shock anafiláctico debido al paso de líquido al torrente circulatorio, lo que produce una
reacción alérgica grave. Es poco frecuente de ver en el tórax, se produce reacción alérgica con mayor
frecuencia en hidatidosis de localización abdominal.
La biliptisis es poco frecuente pero es característica. Consiste en la eliminación de bilis por la tos.
Esto se ve cuando el paciente tiene un quiste hidatídico pulmonar o hepático en tránsito. Lo más habitual
es que sea un quiste hepático en tránsito hacia el tórax, este quiste se complica, se fistuliza al parénquima
pulmonar y se comunica la vía biliar con el árbol bronquial. Al haber bilis en el árbol bronquial, el paciente
tose y elimina bilis. Al haber biliptisis se sospecha inmediatamente de hidatidosis hepática transitada al
tórax.

Podemos realizar el diagnóstico también cuando el paciente consulta por síntomas respiratorios y
tiene el antecedente de haber tenido hidatidosis en otro órgano, o el paciente tiene una hidatidosis
hepática, por lo que debo tomarle obligatoriamente una radiografía de tórax para descartar hidatidosis
pulmonar, pues pueden estar asociadas, ya que son los dos órganos más afectados por hidatidosis,
primero el hígado (primer filtro circulatorio) y después el pulmón (segundo filtro circulatorio).
Al pedir la radiografía de tórax, se encuentra una imagen sugerente de Hidatidosis (imagen
redondeada). Probablemente en nuestra región, al ver una imagen redondeada en una radiografía,
pensarán que es una Hidatidosis, debido a su alta frecuencia. En Santiago, en cambio, pensarán que se
trata de un tumor, pues son muy pocos los casos de hidatidosis que se presentan.
Frente a la sospecha de una Hidatidosis los exámenes de rutina no aportan en gran medida al

diagnóstico, estos son:

- Hemograma: Puede haber algún grado de eosinofilia (de más de 5% o de más de 300 células por
mm3), la cual es absolutamente inespecífica y se puede ver en cualquier parasitosis, por lo cual el
hemograma no es muy orientador.
- Inmunoelectroforesis (Arco 5): La electroforesis de proteínas, el famoso arco quinto de Capron, es
bastante específico, pues si es positivo el paciente tiene hidatidosis, pero solo el 50% son
positivos, por lo tanto su utilidad es bastante relativa y en el Hospital no se usa.
- Hemoaglutinación: Sensibilidad del 80% en afectación hepática y 65% en lesiones pulmonares.
Presenta reacciones cruzadas con la triquinosis y la fasciolasis.
- ELISA IgG: Sensibilidad de un 93% y valor predictivo positivo elevado. Los falsos positivos son
inferiores al 3%.

Los test de hemoaglutinación y las IgG, si bien muchos autores dicen que tienen una alta
sensibilidad, y que los falsos positivos son bajos, la experiencia local ha mostrado altos falsos positivos y
también falsos negativos, por lo cual acá no se usa la inmunoglobulina. Se mencionan todos estos
exámenes porque son los que aparecen en la literatura, pero en el Hospital, debido a la experiencia local,
para hacer el diagnóstico solo se ocupan imágenes, que no son 100% seguras, pero que orientan mucho
más que el resto de los exámenes mencionados.
Las imágenes utilizadas son:

92

- Radiografía de Tórax en dos planos, anteroposterior y lateral, es muy importante pedir ambos
planos porque la zona retrocardiaca no se aprecia bien en la proyección anteroposterior, pero si
en la proyección lateral.

Imagen muy sugerente de Hidatidosis Pulmonar en Pulmón Derecho.
No olvidar diagnóstico diferencial con tumor.

La radiografía no tiene signos muy específicos, pero hay dos, que sin ser patognomónicos son
altamente sugerentes de Hidatidosis.
1. Signo del camalote (Flor de Loto): En la radiografía vamos a encontrar una cavidad, se observa una
pared con un nivel hidroaéreo, y en el nivel líquido aparecen unos solevantamientos que
corresponden a membranas que quedan flotando en el líquido. Cuando uno observa este signo es
altamente sugerente de Hidatidosis, pero esta imagen también puede corresponder a un absceso
pulmonar o a una bula pulmonar complicada, por lo que es muy característico pero no es
patognomónico. Corresponde a la vomicación del quiste, el cual se rompe hacia la vía aérea.
2. Neumoperiquiste: Corresponde a una rotura de la adventicia, por lo cual entra aire, a través de los
pequeños bronquios, entre la adventicia y la cutícula, las cuales se desprenden quedando un
espacio entre ellas. Este espacio se observa como aire marginal periférico entre una masa y una
pared. Este signo es más patognomónico que el camalote, pero tampoco lo es del todo pues
existen otras patologías que lo pueden presentar. En este caso el quiste no se ha roto del todo, solo
la adventicia, entrando aire entre las capas.

Camalote Neumoperiquiste

- Tomografía Axial Computada: Sirve mucho, tiene una certeza de un 98% y a logrado aclarar
muchísimo los diagnósticos. Pues cuando se observa una imagen redondeada de pared neta y
adentro contenido líquido homogéneo, difícilmente va a corresponder a un tumor, podría
corresponder a una bula pero la probabilidad de que se trate de hidatidosis es cercana al 100%. Es
un elemento de gran ayuda en el diagnóstico.

Con estos dos elementos, Radiografía de Tórax y TAC, se realiza el diagnóstico en nuestro Hospital.

93

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->