Está en la página 1de 178
LEOPOLDO ZEA FIN DE MILENIO Emergencia de los marginados FONDO DE CULTURA ECONOMICA, MEXICO Primernedicisa, 2000 Primera reimpresion, 2001 A ANOUAR ABDEL-MALEK, (Oumansa AoUAD Lanne, ‘Lv Caen, Juan Hun Hi, Hues Marstsitra, ‘Marta Marsuskira, y Tei Mepas ‘con gratited sree ptecn i u e ere R620, Foo oe Cuts Econo area Paco: jn 2710 Mec, DE ISBN 965-16-6040-4 Inpresnen Meco PREFACIO [En este trabajo que titulo Fin deme, Emergenci de los margina- dos reino y organizo mis opiniones sobre los extraordinarios ‘cambios que se estén dando en la historia a partir del término de la Guerra Fria en 1989. Se tata de ripidas e inustadas transfor- rmaciones que se van produciendo ao largo de la tierra dentro deo que se denomina globalizacién. Cambios que han hecho ‘merger gents yfuerzas diversas que algunas deologias habian ‘mantenido sumergidas. Fuerzas empefades, al tomar conciencia| de s(mismas y desu siuacin, en formar parte positiva del mundo tlobelizado que se integra. Individuos, pueblos y comunidades tdversos que se hacen presentes y pugnan por ser tomados en ‘suena y se violentan cuando se les impide,canvrtindose en una famenaza para la globalizacion en march Dentro de esa globalizacidn se expresan los reclamos por set parte igualitaria y no instramento de contnentes enferos que 10 large de varios silos han sido manipulados desde una pequefa region dela tera, lo que dio origen al amado mundo occider- {al Continentes con sus diversos pueblos a los que, con las suce- 0s postriores ala Guerra Fra, se pretend mandar al vacio de In historia sin fin. Entre éstos surge poderosamente Asia, region que lejos de aceptar la nueva marginacion se apropia de a ciencia {técnica desu colonizadoresy se enfrentay compite con elles. Su economia la presenta alos mismos clonizadores como el gran ‘mercado que necesitan para mantener y ampliare] desarrollo. alearzado, con ello, los valores aque ésios cieronorigen ‘De esta situacisn toman conciencia fos pueblos del lamado ‘mundo occidental, Europe acciental y los Estados Unidos, y de ‘su obligada e inedible relacign con pueblos visto hasta ayer ‘como instrumento. Pero también hay resistencia para impedir {que esto sea posible y mantener el viejo orden que el fin de la ‘Guerra Fria mand al vacio, Delo que se ata ahora es de en- tender, comprender lo diverso a partic de la propia eineludible diversidad. Algo més que tolera: comprender y hacerse com- 0 REFACIO render. Esta preocupacin se hizo patente en el malogrado con- Suctor dela desariculada Unign Sovistica, Mijasl Gorbachov, y lia hace suya el emergente mundo asftico lo que vienen buscar loa partir de su emarcipacisn politica os latinoamericanos aho- ‘alo intentan Ios africanos. En Europa se hace expres esta com- [prenain en artistas como el coredgrafo Maurice Béart, quien ha hecho emerger una neva Scherezad con los relates del renova do mundo oriental Estamos en visperes de algo més que un nuevo milenio, de tuna mueva historia frente ala milearia historia de ayer, a que se forjars mafianay que ya estéhacigndose patent en ests stimos tiempos, Frente ela habré que actuara partir de la propia expe- sencia latinoamericana, en la que pudiera encontrar sentido la hnueva historia. Una historia ya auténticamenteglobalizada, posi- tive y negativa, de esperanza y de peligos;origen de cambios en la primitiva mentalidad del hombre que le permitan convivir tanto con la nataraleza de la que es parte como con sus semeja- tes, sin ver ya en ellos animales para utilizar o enemigos por des- Cabezar. Vivimos ahora el dificil anticipo de ese porvenir que puede hacer posible la anhelada Casa del Hombre, pero también In anarquia en Ia que todos, sospechando de todos, pretencen antiiparse a lo nuevo con agresin. He tenido el privilegio de ver muchas cosas en mi ya larga vida dos guertas mundiales, revoluciones sociales y antico- loniales y ahora la desarticulacién de uno de los poderes que se dlisputaban la hegemonia sobre la terra. Frente a esto expreso tis reacciones y mi propia comprensida de lo que soy testigo, Contando previamente con diversos instrumentos que tambien, privilegindamente, han sido puestosa mi aleance através de ar- Hiculos en diversos peridicos y revistas, en conferencis y foros diversos. Tado esto qued escrito y de alt part! para elaborar teste libro. Me pregunte: qué hacer?, jun nuevo libro? Decidé partir de mis propins impresiones,selecionar las mismas para {dejar su natural frescura, podéndolas s6lo de anacronismos 0 ‘cambios sustanciales, No se trata de un trabejo formal, erudito, ‘con un aparato ertico. Pura y simplemente parto de mis reeccio- nes yantecedentes de as mismas a veces en forma reiterada en ‘busca de elementos en otros cle mis tabs. arto dela propia y conereta realidad: México y Ta tegién de la que es parte, a América Latina, dels relacones que guarda ta con el reso del cannent, con Esrops, Asay Afric. Ela misina preveupacion que snité ml Ami cio contencie (0555, Arai en histaria (1957), Dt dele concen ame ana (1576, Fla de iso een (978, Disu dese a nrg ya rb (985) yap dee ab, Fd Silos ¢Centuripedd? (990), ‘ero hacer ag patente mt grat Liliana Jiménez que se ayuda eitar ene tabao muy especiimete a Masta Exrade qo sea hecho na enpera enerptografin interpreta donc aig con a gue cono mis taba uz I EMERGENCIA DE LOS MARGINADOS Un fantagma rcoer Euzops: el fantsena del co- MaracEserts, Mans comuite, 1618 Un fntasma recorr el mundo fantasia de los rmarginados, 156, bcentnario dela Revolucn fancase [La ExrLosiON £5 CADENA DE 1986 En abril de 1986, nvitado por el Instituto de América Latina de a ‘Academia de Ciencias de In Unig Sovigtica en su 25 aniversario, conoct las palabras que Mijail Gorbachov, entonces secretario {general del Comité Central dl Partido Comunista de la Union Sovistcs, pronuncis en su XVII Congreso en febrero deere af, Era un informe, peco lo expresado alli me impresions. Algo aue- vo se hacia patente. La visién el mundo que se estaba gestando: "El mundo actual —dijo— es complicado, variaco y dinsmico, cesté penetrado de tendencias contrapuestas y leno de contradic. ‘ones, Es un mundo de complesimasaltenativas, inguietudes y fxporanzas”. Y agregé: “Asi es el mundo en que vivimos alas puertas del terer milenio. Un mundo lleno de esperanzas, pues ‘nunca ha estado el hombre tan pertrechado en todos los aspectos para seguir desarollando la civilizaci6n. Pero wn mundo tam- bign recargado de peligresy contradiciones, lo cual hace pensar {que atraviesa poco menos que a ase mas inguietante de su his- toni" ‘a totalidad del documento estaba lleno de esas esperanzas.e Inguietudes. Pevo mayor inguletud habria sentido yo mismo si ‘me hubiese enterado entonces de lo que en esos montentos de mi visita estaba sucediendo a varios lilémetros: la explosion de (Chernobil,desastre cuyos efectos se han descrto diez fos des- ‘pués. Nadie me di nada porque nadie sabia nada en Mosc, Mi amigo Sergo Mikoyan fue a dejarnos al aeropuert tampoco él « EMERGENCIA DELS MARGINADOS ‘estaba enterado. Al legar a México, el chofer que nos esperaba me pregunt6:"{Cémo les fue con la bomba atémica que explots ‘en Rusia?” Todos en Mésico y en el mundo lo sabian. Poco des ‘Pus recibimos la visita de Mikayan, que me dij: "Leopoldo, ‘isctlpame, pero nada sabia al llevarlos al aeropuerto esto ha ‘sido terrible” El embajador Fores de la Peta me decia después "Nos enteramos oportunamente pero era intl alarmaros, nada ‘se podia hacerlo mejor era que lo supieran en Meco” Nadie se enters tampoco del potencal detonante que llevaban las palabras de Mijail Gorbachov en su informe: Nadie, nien la Union Sovitica ni en el mundo. Con mis amigos soviéticostraté de diseutir lo que me parecia explosivo del contenido de esas palabras, Lo conocian pero no le caban importancis."Gorbachov fun hombre nuevo que quiere hacer cosas nuevas, pero nos ‘otros no creemes ya en buenas intenciones. Creimos en Kruschev Y mira lo que sucedié. Gorbachav propone cambios que segura- mente no piensa 0 20 podes hacer ni tampoco nosotros estamos dispuestos a hacerlos. Aunque pobre, somos una gran potencia {que disputa los expacios a Ia otra gran potencia, los Estados ‘Unidos. Pero eso es muy caro y tenemos que apretarnos el cintu- 6m una y otva vez.” "Pero Gorbachov habla de poner fina esa situacién’, insist, “No ereo que lo pueda hacer, nl nosotros que- ‘emos entrar en una nueva aventura. Tenemos de todo, poo ‘pero seguro; no estamos dispuestos augarnos esa seguridad. Si Gorbachov lo quiere hacer, que lo haga solo y sutra las conse- En [a misma visita Mikoyan me decfs: "He rlefdo el informe de Gorbachov y creo que tienes razén, de hacerse realidad lo que alli dl expone habré grandes cambios”. En 1989, tres aos des ‘puss, la explosion puesta en marcha en esas palabras dio inicio: Fin cle Ia Guerra Fria, cafda de los muros que separaban a Europa yal mundo y la emergencia de fuerzas que Is idealogias capita lista y comunistahabian mantenido quitas. Un nuevo y podero- resente, no s6lo en Europe, sino alo largo de toda fa iera, el fantasma de los marginados que pondfa en jaque ala misma globalizacin que los sucesos de 1989 iniciaban. El fantasma del que hablaron Marx y Engels en el Manifesto comuniste de 1848 se refera slo a una clase de Europa, al prole- tariado que habia tomado conciencia de su stuacion y se dispo- EMERGENCIA DE LOS MARGINADOS 1 ia 9 cambiarla. Eto visto como fruto natural de as contradic: cones del eapitalismo ya expresado por Hegel en la oposicin smo-esclavo, sefor-siervo, Era el punto de partida para una revolucidn que se iniciarfa en Europa y se extenderia alo largo de a tierra, pero slo en la medida que Europa se extendiese. ‘apitalismo como imperilismo colorialista; através de China, Inn, Asia toda y el resto del mundo se incorporarian s In revo: lucida mundial que culminarfa en un mundo sin clases, despues del triunfo absoluto de una lucha de clases, la del proletariado ‘europeo. Asia se incoxporaris a parts del dominio colonial de In- glaterra, Francia y Holanda; paises como México y el resto de [a América Latina a partir del neocolonilismo de los Estados Unidos. El imperialism tenia para el marxismo un aspecto posi tivo, permiisa la universalizacién del fantasma que se habia ‘hecho expreso en Europa ‘Para entrar al anunciado paraiso comunista habla antes que [pasar por las horeascotdinas del capitalismo, su colonialism Dentro de este esquema quedabs incluida Rusia, la cual, para e- {gar al comunismo, deberia aleanzar ants el desarrollo industrial de [a Europa occidental, ser sometida por ésta al capitalismo 0 fesperar a que se iniiase [a revolucién comunista en Eurapa e incorporarse ala misma. Ni Mare ni Engels imaginaron que la revolucin por ellos anunciada pudise niciarse en una margina- dla regin del est europeo. Lenin cambié el esquema a parti del {mperialsmo, visto como iltima fase del eapitalismo en una re- vvolucién que abarcaria a todos os pueblos bajo colonialisme ‘opitalists, La revolucicn anticolonial que se desataria en el la- ‘mado Tercer Mundo se inspieara asi en el marxismo-leninismo, El discurso eurocentrista del marxismo entra en crisis, preci samente, en el na comprendida discurso de Mijafl Gorbachov. La [gia marxista, montada sobre a lgica hegeliana pase a sr di |éetica, partis de una concepcién monolica, de una logica uniate- ral que hacia de la Europa occidental el centro de todo posible futuro; el paso del capitalise al comnism, visto como el tanfo| dea clase que cons eabao Ia concieneia de su fueren se impo sia. un mundo que sera integrado dentro de esa concepcin con Ja previ anulacin del mundo del que era contradicién, Duane los festejs del bicentnario de la Revolucicn francesa, en 1989, Gorbachov hace patente otro discuso, el daldgico, como