Está en la página 1de 1

Profundidad de color

Este parámetro, expresado en bits, indica el número de tonalidades de color que un pixel puede adoptar; lo normal en la actualidad es un valor de 24 bits por pixels. Aunque hasta hace poco los escáneres de blanco y negro, tonos de grises o 256 colores eran muy populares, lo cierto es que los 24 bits de color se han convertido en un estándar, lógico si se tiene en cuenta que en la actualidad cualquier tarjeta gráfica es capaz de mostrar esta cantidad de colores.

Sin embargo, hay escáneres capaces de utilizar 30 o incluso 36 bits de color, pero la mayoría lo hacen a nivel interno, para disminuir el intervalo entre una tonalidad y la siguiente; posteriormente, lo que envían al PC son únicamente 24 bits. Por otro lado, muy pocos programas pueden gestionar esos bits adicionales de color.

Tipos de escáner

Hasta ahora, hemos visto el funcionamiento interno de estos dispositivos; es el momento de echar un vistazo a la amplia oferta del mercado, dividida en tres tipos: escáneres de mano, de sobremesa y de rodillo. El escáner de mano es, con mucho, la alternativa más económica, puesto que elimina gran parte de los mecanismos que encarecen a los dispositivos de sobremesa; más concretamente el de tracción, ya que es el usuario quien mueve el escáner sobre la imagen o documento a digitalizar. La ventaja económica y de ahorro de espacio tiene su contrapartida en la poca fiabilidad del proceso, ya que depende de la habilidad y el pulso del usuario, y mover el escáner de forma demasiado lenta o rápida puede afectar al resultado final. Asimismo, puede ser complicado digitalizar una página de un libro, con un escáner de mano.

Frente a estos modelos, los de sobremesa representan la alternativa más profesional y de calidad, aunque también más cara, y realmente son los que más se están extendiendo. A modo de pequeñas fotocopiadoras, el documento o imagen se coloca sobre un cristal bajo el cual la lente luminosa se desplaza, digitalizando el documento. La mayor complejidad del dispositivo, así como el sistema de escaneado, le permiten obtener una gran calidad y fiabilidad, aunque como inconvenientes podemos citar su mayor tamaño y precio.

Por último, el escáner de rodillo es una interesante alternativa, a medio camino entre los dos anteriores; como su nombre indica, el escáner utiliza como mecanismo de tracción un rodillo que recoge automáticamente el documento y lo digitaliza.

¾°°nf¯ °  ¾ 9f  ¯½n¾ ½–f¯f¾½ °– ¾°f ¾¾ ¾f n°f ¾ n   @½¾  ¾nh°   f¾fff  ¯¾¾ €°n°f¯ °° °  ¾¾ ¾½¾¾  ¾ ¯¯ °  nf°¾ffff¯½f€ f ¯ nf     f ° ¾½¾  ¾nh°  ¾ ¯f°   ¾  ¯ ¾f    ¾nh°  ¯f° ¾ n°¯n ff °ff¯h¾ n°¯nf  ½ ¾  ¯°f–f°½f  ¾¯ nf°¾¯¾  °nf n °f¾ ¾½¾¾  ¾  ¯ ¾f ¯h¾n°n f¯ °   fnn° f  ¾ ¾f °¯    ¾nh°  ¾  f¯f– ° n¯ °f –ff f °f©f n°¯nf f  ¾½fn °  ¾n°f½f f °f½nf€f  f  ½n ¾ f  ½ °  ff  f  ½¾ ¾f ¯   ¾nh°  €¯f ¯f¾f  °fh½ f½ f€ nff ¾f  €°f ¾¯¾¯ ½ ¾ n¯½nf  –ff°f½h–°f °  n°° ¾nh°   ¯f°    ° f ¾¾¯ ¾ ¾ ¾  ¯ ¾f ½ ¾ °f°ff °ff¯h¾½€ ¾°f  nf f f° f¯ x°¯h¾nff  f¯ ° ¾°¾ ¯h¾¾  ¾h°  °  °  ¯  ½  ³f¾€n½f f¾   n¯ °¯f– °¾ nnf¾  °n¾f f© nff  ° ¯°¾f¾  ¾½ff  –ff°   n¯ ° f¯fn¯½ © f   ¾½¾  f¾n¯ ¾¾ ¯f  ¾nf° f   ½ ¯ °  ° °f–f°nf f €f  f f°  n¯°n° ° ° ¾½ ¯¾nf¾¯ff¯f³½ n   9¯   ¾nh°    ¾°f°  ¾f° f °ff f¯ nf¯° ° ¾ ¾ f°  ¾ n¯¾°¯  ° nf   ¾nh° fn¯¯ nf°¾¯ fnn°°    n– f¯hnf¯ °   n¯ ° –ff  .