P. 1
La violencia un antivalor en la educación

La violencia un antivalor en la educación

|Views: 627|Likes:
Publicado porCristinaGomezG

More info:

Published by: CristinaGomezG on Nov 28, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

08/09/2013

pdf

text

original

CIPAE PERMANENTE

DOCTORADO

EN

EDUCACIÓN Dr.

Seminario: “La Paz como Aprendizaje Permanente” Azril Bacal Mtra. María Cristina Gómez Guerrero

Mtra. Ma. Eugenia Guerra

LA VIOLENCIA: UN ANTI-VALOR EN LA EDUCACIÓN

Introducción En el Seminario “Educación para la paz”, a nuestro juicio, el tema principal que abordamos fue el de la violencia y la posibilidad de transformarla en paz desde diversas perspectivas. En el quehacer docente desafortunadamente en múltiples ocasiones se percibe la violencia en el salón de clases, a veces se traduce en violencia verbal entre el profesor y sus alumnos; otras, en una actitud violenta por parte del profesor, misma que evidencia la falta de respeto a las personas que integran su grupo y que, al mismo tiempo, se traduce en la imposibilidad de establecer el diálogo abierto y respetuoso que contribuya a la convivencia, a la participación espontánea y sincera de sus integrantes y, por ende, a su desarrollo integral. Existe también violencia entre los alumnos, entre ellos y el maestro; entre la institución y la planta docente y entre ésta y el alumnado; la violencia se extiende también a los padres de familia, convirtiendo en “un campo de batalla” el espacio en que debiera privilegiarse la armonía, la solidaridad, el respeto, la justicia y la paz que ha de procurarse para la convivencia armónica que propicie el desarrollo integral de las personas que en él coinciden.

Al iniciar las reflexiones en torno a las lecturas abordadas en el doctorado, en nuestra participación en los foros y al realizar la sistematización de una experiencia educativa, las autoras de esta reflexión coincidimos al abordar la temática de la violencia e hicimos comentarios al respecto. Como se ha señalado, desafortunadamente en múltiples ocasiones se percibe violencia entre los diversos agentes del proceso educativo. En esta reflexión hablaremos de la violencia por parte del profesor, de sus causas y, sobre todo, de las consecuencias que genera en la formación (o deformación) de sus alumnos.

I. Antecedentes A continuación incluimos dos situaciones que ejemplifican la violencia en el salón de clase. A partir de éstas o cualquier otra que hayamos vivido como agentes causales o como receptores, nos permitiremos propuestas. Situación A. Sistematización educativa Gómez Guerrero) de una experiencia (María Cristina señalar, posteriormente, nuestras reflexiones y

Hace ya más de 26 años, me desempeñé como profesora en un Centro Educativo Tecnológico en la Ciudad de México (CET 403) y tuve a mi cargo las materias de Técnicas de Investigación Documental, Archivonomía y Redacción. En dicha institución los grupos estaban conformados por jóvenes entre 16 y 28 años que pretendían obtener un certificado como secretarias ejecutivas o bilingües y asistentes de contabilidad, los horarios eran vespertinos, ya que la mayoría de los estudiantes trabajaba por las mañanas, muchas de las alumnas se dedicaban a labores domésticas. Uno de los criterios institucionales consistía en la elaboración e implementación de exámenes mensuales. A esta experiencia se refiere la sistematización. Elaborar y aplicar el examen, en principio, era necesario para cumplir con el criterio marcado por la institución. En cuanto al grupo al que me referiré y a la materia de Técnicas de Investigación Documental, elaboré el examen pretendiendo que los alumnos demostraran que habían estudiado los contenidos de la materia al responder un examen teórico, con ello cumplía con el requisito solicitado por la

2

institución y, además, verificaba “el aprendizaje” de mis alumnos, su memoria y la capacidad de expresión. Al terminar el examen esperaba respuestas claras y honestas de los estudiantes, expresadas de manera individual y coherente, y en función del avance del curso en cuanto a contenidos. Los exámenes eran necesarios para cumplir con la institución, para demostrar a los directivos que los contenidos se adecuaban a los programas y para dejar constancia del avance de mi grupo. Además, para aprobar el examen los alumnos debían dedicar tiempo al estudio de la materia y demostrar con respuestas claras que sabían los contenidos abordados en el mismo. Elabore un examen teórico porque era la manera de que los alumnos me “demostraran” sus conocimientos sobre la materia; así me lo habían enseñado mis profesores y -como alumna- en múltiples ocasiones tuve que presentar exámenes similares. Ahora me tocaba a mí estar del otro lado. Al calificar los exámenes encontré que la mayoría de mis alumnos repitieron acríticamente lo que aprendieron “de memoria” para así responder a mis expectativas. Terminé de calificar los exámenes, no recuerdo cuántos alumnos aprobaron, pero sí tengo la certeza de que fue la mayoría. Al día siguiente me presenté ante el grupo, una de mis alumnas escribía algo en el pizarrón, no recuerdo qué, pero para revisar lo que ella escribía me senté en una de las bancas de los alumnos y en ella encontré un completo “acordeón” escrito a lápiz con los contenidos de los temas solicitados para el examen. Lo primero que sentí fue un profundo enojo e indignación por la falta de respeto que ello demostraba a mi posición como maestra, así que – como conocía la letra de mis estudiantes- me instalé en la banca como Sherlock Holmes para confrontar la letra del acordeón con la de tres de los exámenes de quienes supuse por su caligrafía que pudieran ser los o las responsables. Rápidamente di con la “copiona”, recuerdo perfectamente su nombre: María Luisa. Reaccioné entonces como “leona enjaulada”: ¿Cómo es posible que quieras verme la cara? ¡Es el colmo, una burla! ¿No tienes vergüenza? ¿A qué vienes a la escuela? ¿A perder tu tiempo o a hacérmelo perder a mí? Por supuesto le dije a María Luisa, frente a todo el grupo, que estaba reprobada y le pedí saliera del salón. No recuerdo si en la institución estaban previstas sanciones disciplinarias, pero si así era, estoy segura que la solicité. Sin embargo, recuerdo perfectamente la cara de humillación de mi alumna, estaba en evidencia no sólo ante la maestra, sino ante todo el grupo. María Luisa salió del salón y desde entonces no volví a verla. Días después, ya habían pasado dos o tres sesiones con ese grupo y María Luisa no se presentaba, así que pregunté por ella a una de sus compañeras, quien me informó que se había dado de baja en la institución. El asunto del examen fue “la gota” que sobrepasó su voluntad. Una de mis alumnas comentó que María Luisa tenía serios problemas familiares: era entonces una adolescente de 17 años- sólo dos años menor que yo-, recién se había enterado que estaba embarazada y su embarazo era producto de una violación. Así pues mis resultados después del examen fueron pésimos, sólo cumplí con los criterios institucionales y obtuve un instrumento que calificaba habilidades memorísticas, la mayoría del grupo aprobó,

3

que hasta ese momento no me había interesado por saber de ellos como personas. las habilidades de mis alumnos y los productos que las evidencian (que por cierto –casi nunca son exámenes-). y la importancia que el examen per se revestía para mí. con la sensación de abandono que experimenta un adolescente que se ha identificado con su maestra. lo comenté con el grupo. Ante mí fue evidente mi inseguridad. ante el grupo y ante la materia. este suceso –con la cara de María Luisafue un parteaguas en mi desarrollo como maestra. lo que sí puedo asegurar es que desde aquel 1979. sin embargo. pero me comprometo a indagarlo. los criterios de acreditación y los porcentajes de evaluación. privilegio la congruencia a pesar de los estereotipos. así cuando el ambiente amigable favorece “el olvido”. pero desde entonces mi desempeño docente se modificó cualitativamente. Entonces establezco los criterios metodológicos.pero lo que les enseñé no era lo que pretendía. Respeto sus intereses. Era más importante cumplir con los requisitos de la institución para conservar mi trabajo y mi plaza. Mentiría si dijera que corregí todas mis equivocaciones como maestra desde aquel entonces. En un ámbito tan complejo como el 4 . pero desde entonces privilegio en mi práctica docente su actitud. En ocasiones los alumnos confunden la flexibilidad y la empatía con la oportunidad para ser irresponsables o practicar la ley del mínimo esfuerzo. favoreciendo su aprendizaje y desarrollo y aprendiendo a la vez permanentemente de ellos. me permito equivocarme y reconocerlo frente a ellos. algunas veces dejarlos todavía inseguros. sentí una enorme culpa y responsabilidad. demostrar el control y mis habilidades para detectar fraudes académicos que lo que sucedía en el interior de mis alumnos. aunque muchas veces no esté de acuerdo con ellos. estos aspectos se solucionan a priori desde el encuadre. reconozco que no sé todo. el concentrado nos ayuda a regresar a la realidad y cumplir con los parámetros establecidos desde el inicio del curso. mi falta de tacto al reprender a María Luisa. las acciones y productos esperados. Todas estas sensaciones sucedieron como cascada. los dejo ser. Gracias a Dios mi vida ha sido enriquecida con la de mis alumnos. Demostré que para mí el examen y los criterios institucionales estaban por encima de los problemas de mis alumnos. mismas que han enriquecido mi vida y mi quehacer docente y por las que pretendo continuar “hasta que el cuerpo aguante” en la formación de los jóvenes. establezco empatía con mis grupos y aunque “no soy monedita de oro” he obtenido múltiples satisfacciones de mis alumnos. son siempre mis alumnos y lo que les preocupa. Entre todos elaboramos un concentrado de acuerdos. ante sí mismos. a pesar de todos los pesares. alguna de mis alumnas incluso intervino pretendiendo minimizar la importancia de mis acciones. pero que todavía no ha fortalecido sus alas para volar solo y enfrentar la vida con lo que ella le depare. mi interés principal. Reconocer y querer a los alumnos implica siempre un riesgo: la dificultad de dejarlos ir. el temor a perder el control del grupo y la equivocada jerarquía de valores que regía mis acciones. y me permito ser. habilidades e incluso el tiempo que ello requeriría. Para el grupo fue muy obvia mi indignación. y en él confío al pretender enriquecer la suya sin contar muchas veces con todos los conocimientos. Esto no significa que han dejado de importarme los contenidos.

“las leyes y el dinero”. las leyes aquí en México: recién [ha aparecido] una Organización de Derechos Humanos [a consecuencia de que] se violan a cada rato las leyes. no hay ningún país del mundo –mi querido joven. es la falsa conciencia. Situación B. y tú crees en las leyes… mira. “Valores en la enseñanza y formación en valores”. la actitud y la voluntad a veces no son suficientes. en un ambiente de respeto. Se decía que en Rusia no había hambre. y si el hijo del señor que yo maté me demanda o me grita “¡Asesino!”. Ahora bien. 1988. no son nada halagadores. esas se hicieron para violarlas. con un sistema distinto al que tradicionalmente se ha aplicado en el área y cuyo resultados. según múltiples investigaciones. flexibilidad. pero… Alumno: Pero también.educativo. lo demás son puros cuentos. Las leyes nunca han sido respetadas por ninguna cultura. yo con mi dinero lo demando o lo meto a la cárcel por [difamar] mi honor. así que pretendo generar criterios metodológicos que. Profesor: Bueno. México: Nueva Época. ningún país.y tengo cien millones. este… los pobres. Y salgo como un hombre honorable. Si yo mato a alguien –fíjense. Fragmento de una clase con estudiantes de bachillerato 1 Alumno: Pero se supone que las leyes alemanas prohíben el ejército. 5 . ninguna civilización. específicamente lo concerniente a la expresión verbal: oral y escrita. Núm. pero fíjense en la crisis económica. Silvia. los pobres no pueden levantarse. favorezcan particularmente el desarrollo de la habilidad comunicativa de los alumnos. y confianza. salgo al otro día. que todos tenían casa. la vocación. mano. [Ahora] hay cinco millones viviendo en casas de cartón. los ricos tienen el dinero para el ejército… Profesor: Pero ¿qué crisis económica? 1 Ayala Rubio. Alumno: Pero… Profesor: Las leyes. porque no tienen el poder. Vivimos en un mundo burgués. perdóneme usted. la Constitución de todos los países del mundo es la más violada. En Educar.que respete la ley. 4 / enero-marzo. rodeando […] Moscú. ¡Claro! Está escrito por ahí. (El maestro ríe con estruendosas carcajadas). que no había miseria. Todo esto es una farsa. eso dicen las leyes.

pueden ser comunes. enfatizando sus repercusiones en el ámbito educativo. realizamos estrategias de lectura selectiva. para culminar con algunas alternativas de solución. en las que se han identificado (en azul) las evidencias de la violencia por parte del profesor. generalidades sobre la educación tradicional. el constructivismo. La primera de ellas se refiere a la experiencia directa en el aula. iniciamos haciendo un sondeo en relación con los temas abordados en el seminario “La paz como aprendizaje permanente” y con base en los intereses comunes de las autoras. 6 . sin duda. Identificamos en ambos casos las evidencias textuales que así lo indican. seleccionamos “La violencia por parte del profesor” como temática a abordar.Como antecedentes hemos incluido estas situaciones educativas. la función del docente y algunos conceptos y reflexiones en torno a la violencia. Posteriormente. enmarcadas en la corriente humanista de la educación y el desarrollo humano. Continuamos seleccionando diversas fuentes documentales en torno al tema. Organizamos la información a partir de la definición del problema. su importancia en el ámbito educativo y la necesidad de erradicarlo. crítica y analítica. paráfrasis. Aspectos metodológicos Para estructurar este trabajo. Enseguida incluiremos. pero que. II. y la segunda a una selección al azar de situaciones educativas ajenas. comunes y dialogamos incluir respecto a los antecedentes que decidimos dos situaciones educativas ejemplifican diversos tipos de violencia en el quehacer educativo. como marco teórico. Es pertinente mencionar que se presenta la relación entre la teoría y las alternativas de solución en función de las situaciones educativas señaladas. síntesis y selección de citas directas.

Alianza. Un primer problema consiste en que no siempre se define con claridad qué se entiende por logro de los alumnos. en Desarrollo psicológico y educación II. proporciona verdades acabadas. Pág.III. ya que su con el logro de los objetivos producción se atribuye a grupos selectos de científicos y la competencia docente se determina educativos por parte del estudiante.1 La educación tradicional La escuela tradicional ha considerado al sujeto como un agente pasivo y receptivo. 1990. 2 Coll. sin llegar a la comprensión aprehensión. […] 2 En esta escuela. 7 . el y explicación de la realidad. aun cuando no sea del todo claro cuáles son esos logros ni qué se busca con ellos. De la educación tradicional al constructivismo 3. C. el aprendizaje sería el momento último del acto educativo. qué tipo de aprendizaje se pretende que efectúen: asimilación significativa de los contenidos. a su de resolver el camino hacia la responsable consecución del mismo es el docente. Este enfoque busca la organización del pensamiento. En esta concepción de la enseñanza. donde se busca la apropiación del conocimiento. México. utilización del conocimiento adquirido para afrontar situaciones desconocidas y realizar nuevos aprendizajes. el individuo no tiene injerencia sobre la construcción del conocimiento. e Isabel Sole. dentro de una relación donde el objeto de conocimiento está por encima del sujeto y este último sólo se limita a recibir estímulos. 319. “Interacción profesor/alumno en el proceso de enseñanza y aprendizaje”. repetición más o menos mecánica de lo aprendido.

4 Gutiérrez Saénz. 21. no se internaliza ni envuelve o compromete a la persona. procesa y Cabello Bonilla. y en ese proceso puede confundirse la teoría con la realidad. ni la de enseñar a pensar el conocimiento. “Consideraciones generales sobre la transmisión … op. Víctor. En Perfiles Educativos. 2001. (4950) Pág.l.. 4 Para la escuela tradicional no hay diferencia entre los individuos ni toma en cuenta las propiedades cualitativas y cuantitativas de los sujetos en el proceso de apropiación del conocimiento. s.. Estado de México.edit. 10ª. “Consideraciones generales sobre la transmisión del conocimiento y el problema de la didáctica”. 31.. Víctor. empieza a generarse la idea de alumno como: “[. 31. 3. Raúl. “. 3 En este contexto.] un ser humano que selecciona. así como en que la función del conocimiento en la relación docente-conocimiento-alumno sea un espacio de apertura y no de cierre al pensamiento. según Cabello. pues no existe ni la posibilidad de crítica o desacuerdo ante los saberes dados. la realidad. prácticamente. del docente y de la metodología que éste utilice para la consecución de sus objetivos. Introducción a la didáctica. ha puesto poca atención en el hecho de que el sujeto aprenda a pensar su propio pensamiento. un “bloqueo cultural”. en la dimensión medios-fines. y a su vez. asimila. El contenido no tiene importancia real para el sujeto. el alumno aprende sin interés. 3 8 .. por coerción y esta dispuesto a olvidar “lo aprendido” en cuanto cese la coerción. Ed.cit. es decir. Pág.2 La educación constructivista En contraste con la concepción tradicional de que el aprendizaje del alumno depende..” 5 Por tanto.la escuela tradicional. a partir de fines de la década de los cincuenta. para la escuela tradicional la transmisión del conocimiento se define como una transferencia del modelo teórico. S.Lo anterior contribuye a generar. Efinge. 5 Cabello Bonilla. Pág.

conocimientos. Cuando el alumno se enfrenta por primera vez a ciertos contenidos. Se dice entonces. adquiridos en experiencias previas. organiza y relaciona los nuevos contenidos. concepciones. y es a partir de éstos que interpreta. C. pero que después es interpersonales referencia”10. que parten de los “marcos personales de referencia” compartida. e Isabel Sole. la enseñanza” 8 al proceso de . citado por Coll. Weade Y Graham. Alianza. expectativas. representaciones. 442. El profesor únicamente orienta y guía esta actividad “[.. 9 . cit. Es a partir de estos marcos que se van determinando 6 Coll. citado por Coll.] con el fin de que la construcción del alumno se acerque de forma progresiva a lo que significan y representan los contenidos como saberes culturales. cit. etc. e Isabel Sole. 321. Pág. (1986). 9 Green. Wittrock. 10 Green. 7 8 Resnick. Weade Y Graham. “[.. que tanto el profesor como el alumno aportan un conjunto de valores.. dando lugar a los “marcos 9 y que intervienen de en la forma de interpretación de la información. C. C. Pág. 321. cit.. citados por Coll. etc. (1986). 321. en donde interviene el conocimiento previo y las aportaciones de los alumnos. 1990. e Isabel Sole. op. (1986). Pág. citados por Coll. op. C. op. cit. 321. México. C. sino a la interacción profesor-alumno dentro del aula. posee ya una serie de conocimientos.confiere significaciones 6 a los estímulos y configuraciones de estímulos” El nuevo paradigma se enfoca no al proceso-producto. según Resnick. El proceso de aprendizaje implica una construcción y una reconstrucción del conocimiento.. op. destrezas. “Un marco de referencia psicológico para la educación escolar” en Desarrollo psicológico y educación II. Pág.] se pone de relieve la importancia de lo que aporta el propio alumno aprendizaje” 7. e Isabel Sole. Pág.

para la investigación en el aula. como la estructura académica y su evolución a lo largo de las actividades en conjunto. en éste se ayuda al estudiante a desarrollar habilidades para resolver problemas y el aprendizaje es fortalecido y apoyado. IV. de ahí que nuestra labor comprenda múltiples acciones. “Un marco de referencia psicológico para la educación escolar” en Desarrollo psicológico y educación II. mismas que han de encaminarse a la formación integral de los alumnos. que acorde con sus propuestas. como la que plantea consideran que la socialización del conocimiento es fundamental.tanto la estructura social. 11 10 . 1990. Algunas Vigotsky. Un medio ambiente de aprendizaje constructivista es un lugar donde se buscan recursos para dar sentido a las ideas y construir soluciones significativas para los problemas. la crítica y la reflexión y promueve la participación del docente. Los docentes son foco de nuestra atención en tanto hemos sido considerados como los responsables del proceso educativo. Alianza. 438. Pág. aporta elementos para el análisis. Docentes y alumnos son pues los protagonistas de la labor educativa. sino como un instrumento para la reflexión y la acción. Las funciones del docente y su importancia En el proceso educativo escolarizado se incluyen múltiples elementos y sujetos. escuelas constructivistas. C. es decir. La concepción constructivista del aprendizaje y la enseñanza no se considera como una teoría acabada. Nuestra reflexión aborda las funciones del docente. México. de ahí que se conciba “la educación escolar como práctica social y socializadora”11. es Coll. Ya no es sólo bajo la perspectiva del análisis psicológico que pueden explicarse los fenómenos educativos.

La función del profesor como asesor. la clase social. 3. la escuela. estrechamente ligadas entre Todo grupo e individuo está regido por normas sociales y morales que comparten en conjunto. 11 . un grupo étnico. El ambiente social cambia constantemente. Debido a eso. Una de las tareas principales de la socialización consiste en la adaptación de cada individuo a las normas y a los cambios ocurridos dentro de los grupos. 12 Ayala Aguirre. Las funciones del docente han de orientarse. según Francisco Ayala sí. sea éste la familia. expectativas. lo que éste hace o debiera hacer considerando como su objetivo final la formación integral de sus discentes. El proceso de socialización permite que los individuos puedan integrarse a un grupo social. 4. Francisco G. ideas y todas en conjunto conforman una cultura. a lo largo de su vida. la conducta que adopta el niño es la que le permite encajar en el grupo.decir. una raza. Es la familia la primera fuente de socialización para el niño. Pág. el niño desde que nace va formando parte de un sinnúmero de grupos sociales: la familia.1 El ámbito social de la educación 12 hacia tres fuentes de demanda: la sociedad. 1999. y por tanto de influencia. valores. un grupo religioso o una comunidad. su comunidad o la sociedad en su conjunto. En todos ellos se comparten creencias. la institución educativa y la relación con los alumnos. Trillas. México.

Los niños y jóvenes crecen evaluando constantemente las actitudes y conductas que son aceptadas por el grupo en que se desenvuelven y viven en constante negociación entre lo que desean hacer y lo que el grupo les exige. las rechazará”16. 16 Craig.“El proceso de socialización no es exclusivamente ‘social’. basada en sus características físicas. alto y musculoso. si no. Pág 86. dictando las actitudes y valores aceptables para el individuo. citado por Almaguer. El autoconcepto es un agente socializador. en tanto actúa como filtro de selección de la conducta socialmente aceptada. Grinder 14 habla de la ventaja sociobiológica. cit. 1998. 13 intelectuales y personales que conforman a todo ser humano” La interacción herencia-ambiente se pone de manifiesto en los procesos de socialización y aunque el color de la piel o la constitución de una persona está determinada genéticamente. 85. Pág. para referirse a los rasgos físicos que son apreciados por la sociedad y le dan ventaja cultural a quien los posee. Teresa E. Trillas. op. psicológicos. citado por Almaguer. 13 Almaguer Salazar. el individuo las adopta. […] en la cultura occidental: no sea particularmente autoconfianza y convertirse que lo rodea piensa que los ser capaces” 15 un joven rubio. op. en él observamos la amalgama de aspectos físicos. op. Citado por Almaguer. “Si las ideas y/o actitudes coinciden con el sistema personal de valores. podrá desarrollar mayor en una persona capaz porque la gente jóvenes (con esas características) deben . México. 14 15 12 . aunque pudiesen estar fuera de la norma social. Características y estilos de aprendizaje. cit. aunque inteligente. Pág 86. Craig. cit. Pág 86. no lo es en cuanto a la respuesta que recibe del grupo.

op.La entrada a la adolescencia implica cambios en los roles del niño. los más obvios son los físicos.” 18 La familia tiene como función integrar al niño al clan familiar y es la encargada de moldear las conductas afectivas y disciplinarias de los hijos. cit. así. Lawrence Kohlberg 17 consideró que se debe enfatizar. guiándolos hacia la construcción de conductas proactivas y asertivas que le permitan convertirse en un ser social y sociable. con el objeto de neutralizar 17 18 Citado por Almaguer. Si bien. el maestro debe guiar a los adolescentes para que aprendan a canalizar su conducta agresiva en formas socialmente aceptadas. no sólo en la restricción de impulsos y la aceptación de convencionalismos sociales. por los demás. John Dewey consideró la escuela como un ambiente social de gran influencia. puede facilitar o entorpecer su proceso de maduración. ahora. pues veía al aprendizaje del grupo escolar “[…] como un taller natural con gran potencial para el desarrollo de actitudes democráticas y de responsabilidad social. un desequilibrio en la percepción de los otros y recíprocamente un cambio en la manera que es percibido. sí en cambio debe conocer algunas de las causas de conflicto en el hogar. citado por Almaguer. op. Minuchin. no es función del docente resolver los problemas familiares de sus estudiantes. lo que desencadena una confusión en la percepción de sí mismo. Como parte del desarrollo social. 13 . cit. Pág 87. sino la visión racional de la autoridad y la ética social que incluye la responsabilidad y consideración hacia los demás. Pág 88.

Cfr. El foco de la atención ha de situarse en la problemática de los alumnos. Las fallas en la comunicación entre padres e hijos. pueden presentarse de manera semejante en el salón de clases. esto no sucedió en la situación A. impactando fuertemente en el aprendizaje.a sus circunstancias para estimar su situación familiar. como agente socializador debe conocer y entender las limitaciones del grupo. El profesor. Antecedentes. Paralelamente. capaz de construir un clima cordial para sus estudiantes con lo que cultivará el terreno para que se den eficazmente los procesos de enseñanza-aprendizaje. El maestro debe ser una persona empática. aunque se supone que el alumno acude a recibir una preparación para la vida profesional y el mundo laboral. tal como sucede en la situación B 19 . como podría ser el hecho de subestimar las ideas de los jóvenes. social y laboral. lo que implica conocerlos y reconocerlos en tanto individuos. en la relación maestro-alumno. el docente debe considerarla para reconocer sus repercusiones individuales y estimar su jerarquización valoral. Antecedentes: Pág. Evidentemente. Para lograrlo ha de procurar situarse en la perspectiva de sus alumnos. y acercarse -en la medida que sea posible. identificando las diferencias entre trabajar con niños. el profesor puede subestimar la participación de un alumno. adolescentes o adultos. Debe identificar al líder del grupo y estar dispuesto a compartir su liderazgo con él. Los padres actúan como modelos y sus conductas se ven reflejadas en sus descendientes. negándole la oportunidad de expresarse. es ahí “[…] donde 19 20 Cfr.algunos de los efectos que tales problemas podrían generar en el salón de clases. 5. 14 . Pág.20 La escuela es una fuente de socialización y de vida social. 2.

los amigos y compañeros definen la percepción que el joven tiene de sí mismo y su papel social. toda relación supone “otra persona con algún significado”22. 4. cit. op. de la cual también puede inferirse la consecuencia negativa en la autoestima de la alumna en relación con la actitud violenta de la profesora. el maestro incide favorable o desfavorablemente en la construcción de la autoestima de sus alumnos. en tanto adulto. por eso el profesor debe estar al corriente de cómo se lleva cada estudiante con el resto del grupo. 96. para identificar posibles casos de discriminación hacia alguno de sus integrantes y buscar el equilibrio entre el desempeño académico de sus alumnos y la salud de las relaciones amistosas y grupales. La falta de consideración a la persona del alumno y la ausencia del conocimiento de sus problemáticas individuales se ejemplifica con claridad en la situación A. citado por Almaguer. Pág. a los niños o jóvenes a quienes está ayudando a formar. En la búsqueda de su identidad. op. Pág 88.2 educación La manera en la que nos definimos personalmente está determinada por las relaciones interpersonales. 15 . en este sentido. Almaguer. Las relaciones intra e interpersonales en la 21 22 Minuchin.comienza a construir sus redes de relaciones interpersonales e incluso sentimentales”21. cit. el ser humano también construye una manera de entender a las personas que le rodean. Las amistades son un factor importante en la formación de jóvenes. es indudable la responsabilidad del maestro en relación a la capacidad de comprender.

99.4. Cognoscitivamente implica un pensamiento concreto y egocentrista. pues ambas proponen que se trata de procesos universales y que no están determinadas por variables culturales. Para Kohlberg existen tres niveles: el preconvencional. op. además que lo más positivo de estos enfoques es la “posibilidad de intervenir educacionalmente para estimular el movimiento del razonamiento moral de etapas inferiores a superiores y más integrales”25. Almaguer plantea que existe gran semejanza entre la estructura de etapas de desarrollo intelectual de Piaget y las del desarrollo moral de Kohlberg. Almaguer. cit. Lawrence Kohlberg 24 propuso que el desarrollo moral se da en forma secuencial y que las decisiones de tipo moral inician de manera concreta y se van volviendo cada vez más abstractas. cit. correcto o equivocado pero sus interpretaciones están basadas en consecuencias físicas o hedonistas como recompensas o castigos. Citados por Almaguer. el convencional y el posconvencional. op. Almaguer. considera. 25 Castañeda. entre otras. 100. cit. 23 24 16 . 100. En el primero. Pág. Pág. op. Pág. en tanto que éste último requiere de la capacidad para analizar la realidad de manera abstracta. lo cual implica la “interiorización de valores con base en los cuales tomar una decisión”23. Cfr.3 El desarrollo moral Diversos autores han considerado que la educación es el desarrollo tanto intelectual como moral. López Y Almaguer. la persona responde a las denominaciones de bueno o malo.

basadas en las expectativas familiares o grupales sin tomar en cuenta las consecuencias. al brindar al niño amor y seguridad. 4. el docente contribuye: • En el jardín de niños: A extender la estructura familiar. y contribuir con la formación de ellos en tanto personas. En éste se hace uso del razonamiento abstracto y hay una tendencia al sociocentrismo. Su relación con ellos ha de contemplar. el profesor ha de cumplir con programas establecidos. además de aprendizaje. En cuanto a las instituciones educativas. en cualquier nivel educativo. En el aspecto social. La persona desea justificar y respetar la autoridad con la cual se identifica. pero finalmente las instituciones no son seres. con normas y criterios reglamentarios. crecimiento y evolución de los alumnos. su razón de ser siempre serán las personas. En este sentido volvemos a coincidir: el profesor ha de contribuir a la formación integral de los alumnos. a 17 . con el desarrollo del grupo social al que pertenecen. habilidades y actitudes fundamentadas en valores que los lleven a relacionarse armónicamente consigo mismos y con los demás.En el nivel convencional le da prioridad a las reglas. el profesor ha de ser un promotor del desarrollo. el aprendizaje integral: conocimientos. entre otras acciones.4 Un esbozo de las funciones del docente y su importancia En relación con los alumnos y de acuerdo al nivel educativo y al desarrollo de ellos. ha de considerar políticas y reformas educativas. En el nivel posconvencional el control de la conducta se vuelve interno y se identifican posibles conflictos entre dos estándares socialmente aceptados.

En función de la relación con la figura del profesor. pues en las acciones del profesor se manifiestan actitudes y valores que pueden incluso modificar la formación que el alumno ha recibido en casa. estimula la incorporación. Es un modelo de identificación. 18 . niño. cada profesor representa una figura de identificación. distinto al paternal. • En la educación secundaria: Estimula el desarrollo del pensamiento lógico del formal. En la educación superior: Genera espacios con condiciones semejantes a la realidad para que el joven ponga en práctica sus habilidades. estimula su integración a la vida productiva. La función del docente en relación con sus alumnos puede verse desde dos planos: el individual y el grupal. Para cada alumno. • En la educación primaria: Facilita la introyección de normas más complejas de interacción y socialización. lo que puede dar lugar a la aceptación o el rechazo por un área del conocimiento.facilitar su proceso de socialización y a la identificación de afectos casa-escuela. el alumno puede estar convencido del valor de la honestidad o creer que la única forma de sobresalir es siendo deshonesto. En el plano individual cumple importantes funciones de orden formativo. influye en el tipo de relación que el alumno establece con el conocimiento. es una e guía influye en en el la comportamiento • adolescente comprensión y aplicación de diversos conocimientos y apoya el fortalecimiento de la identidad del estructuración de su identidad. su compromiso social y profesional.

op. aunque de manera breve. por lo cual experimenta una legítima satisfacción en el hecho de aprender. Pág. Ibidem. el aprendizaje cobra sentido en su vida personal. El alumno que “[…] así aprende. Raúl. en su propio ser”. Funciona como modelo. su función va más allá de la de actuar como intermediario entre el conocimiento y los alumnos y como facilitador de circunstancias para el desarrollo de habilidades. para esto: • • • • • • Diseña y pone en práctica actividades grupales de aprendizaje. Gutiérrez Sáez señala que el aprendizaje significativo es “asimilación con sentido” 27 y que éste es el que hace “crecer a una persona como tal. 22. Coordina grupos de aprendizaje.4. cabe incluir ahora. Brinda asesoría personal y académica. es decir. sino en el afectivo y axiológico.1 La meta: el aprendizaje significativo Para finalizar con las funciones del docente y su importancia. Facilita la integración del grupo.” 26 Lo anterior sucede porque el estudiante capta la relación de ese contenido con sus propias experiencias e intereses. y siente que crece y se autorrealiza.En el plano grupal. en primera instancia. Favorece el aprendizaje colaborativo. El proceso del aprendizaje significativo implica. capta el asunto como algo valioso. 19 . y aunque como se ha visto. el profesor organiza y coordina las funciones del grupo y sus miembros. Introducción a la didáctica…. 26 27 Gutiérrez Saénz.cit. 4. el interés personal del alumno y su desarrollo repercute no sólo en el nivel cognoscitivo. el tipo de aprendizaje que el maestro ha de procurar generar en sus alumnos: el aprendizaje significativo.

[…] 28 El proceso educativo ha de centrarse. Este tipo de aprendizaje se integra con conocimientos anteriores. en el educando. de igual forma que la autoiniciación.cit. De esto se infiere la necesidad de captar algunas cualidades esenciales del estudiante como persona. y no simplemente a sus facultades intelectuales. Contexto sociocultural orienta aprendizaje Enseñanza Maestro 20 . pues.Para que un aprendizaje sea significativo el docente debe considerar el contenido. en sus intereses. Introducción a la didáctica… op. las circunstancias del estudiante y el modo de presentar el contenido. 28. lo que significa que el educando es quien lo evalúa. Asimismo. siendo también labor del maestro ayudar a captar estas relaciones. Pág. la aplicabilidad práctica de lo que se aprende favorece este tipo de aprendizaje. de su 28 Gutiérrez Saénz. para lo cual el docente habrá de tener un conocimiento más o menos explícito de sus alumnos. El aprendizaje de esta índole sólo es autoevaluable. preferencias y valores. […] El meollo de un buen método didáctico reside en las cualidades y estímulos que el profesor puede ofrecer con el objeto de [promoverlo]. Proceso Metodológico conocimiento interactúa alumno El aprendizaje significativo implica una internalización del tema y [el involucramiento] de la persona con el asunto que se aprende. Raúl. Esos estímulos van dirigidos a la persona como tal.

la atención y la búsqueda espontánea de los educandos. el las sanciones castigos autoritarismo (antiejemplo en situación A). La motivación intrínseca. los emotivos: actitud de aceptación. así sucede la educación “alienante”.intencionalidad y conjugarla con la propia. Confiar en las capacidades y cualidades de los alumnos. la integridad personal. Promover la libertad. Fomentar la responsabilidad. la responsabilidad. tal como se ejemplifica en las dos situaciones educativas incluidas en los antecedentes de este texto. Los contenidos y estímulos que el maestro ofrezca deben seleccionarse en función de la intencionalidad de los alumnos. Para que el aprendizaje sea significativo hay que considerar los siguientes elementos: • El para qué o meta final ha de ser claro para los alumnos. en donde [docente y alumno] están en un mismo nivel y se posibilita la 21 . Tener en cuenta. la justicia. descubrirlas y alentarlas. Disminuir humillantes. los principalmente físicos. además de los elementos cognoscitivos. si ello no sucede el proceso se reduce a una “mera imposición de datos” que atrofia la curiosidad. • • • • • • • La vivencia de los valores: el compromiso. la toma y ejecución consciente de decisiones en función de valores (dimensión axiológica). de indiferencia o de rechazo (antiejemplos en situaciones A y B). • el control. la honestidad. ya que • • proporciona la orientación y el propósito a su intencionalidad. Promover la comunicación interpersonal: “La calidad de persona exige el trato en el plano del ser. Destacar lo valioso de un tema. etc. Generar la autoevaluación.

31 Gutiérrez Saénz. se le puede asociar con momentos gratos o no gratos o se le recuerda por sus atributos o sus defectos. En la docencia. preocupado sólo en una transmisión conceptual profunda. Raúl.cit. Pág. es decir. el horizonte axiológico. 32 Ayala Aguirre. la autodeterminación y el encuentro personal. 22 . La función del profesor como … op. Introducción a la didáctica… op. la apertura y profundidad en la capacidad para otorgar o encontrar sentido personal a las distintas circunstancias de la vida. sin ningún interés en la retroalimentación estudiantil. no es posible disociar la relación interpersonal de la relación profesional.. op. * Caso típico que se ejemplifica en las situaciones A y B. es el caso típico del sujeto indiferente a la calidad personal de los estudiantes” Ibidem. Raúl.participación y compenetración del mundo interno de cada uno”. “Detrás de cada maestro existe un cúmulo de experiencias que pueden ser la base para reflexionar sobre sus actitudes y el reflejo de éstas en la formación de sus alumnos” 29 30 32 Gutiérrez Saénz. “La situación del catedrático inaccesible. 38 y39. cit. incluidas al inicio de este trabajo. Lo contrario sucede al tratar al otro como objeto (Gabriel Marcel y Jean Paul Sastre). La actitud del docente y su desarrollo personal en función de la formación de los alumnos En la medida que el profesor debe comprender a sus alumnos. 4. Pág. 29 30 Si la educación consiste en fomentar la existencia auténtica. separado de los estudiantes. y ayudarlos a autocomprenderse. . Buena parte de la percepción que tiene de sí misma cada persona se adquiere a través de su paso por las aulas y por su interacción con las actitudes de los profesores. debe esforzarse en la comprensión de su propia persona. podemos inferir que la educación fomenta el desarrollo de la intencionalidad. 31 V. Introducción a la didáctica. El profesor es un protagonista en la vida de sus alumnos. 36. Esta es la educación como proceso. Francisco G. cit. Págs. […] como resultado de este proceso […] aunque no […] definitivo […] va quedando en el sujeto […] la amplitud de su horizonte de significatividad.

Todo lo que expresa y transmite el profesor a sus alumnos tiene una base emocional. 23 . por eso es imposible desligar a la escuela del plano emocional. Debido a que en la escuela se dan interacciones personales entre alumnos. además. el lenguaje verbal y no verbal del docente transmiten información y motivan el aprendizaje. promueven y motivan el aprendizaje. Sin embargo. La voz. se ha venido considerando al maestro como el que sabe y el alumno representa para el profesor un reto y una oportunidad. tales respuestas son una forma de comunicación con el entorno. el que se “cierra” manteniendo una postura rígida e inaccesible. alumnos y maestros y entre maestros se viven diversas emociones que están asociadas al proceso de aprendizaje. Se puede hablar de dos extremos en las reacciones emocionales del docente. Las emociones van moldeando el comportamiento de los sujetos. por el otro. un ser humano con un potencial de desarrollo y crecimiento. para demostrar que es quien sabe. sin limitar la expresión de sus sentimientos. La relación enseñanza aprendizaje es un proceso de comunicación en el que las emociones juegan un papel muy importante. los gestos. de acuerdo con Francisco Ayala Aguirre. En la relación dual maestro-alumno. las emociones del profesor son las que definen el rumbo de aprendizaje del grupo. mostrar sentimientos es signo de debilidad. y a pesar de que en el salón de clases se teje toda una red de interacciones emocionales. está aquel que entra con total apertura y transparencia al salón de clase. para este tipo de profesor. por un lado.Las emociones permiten que los sujetos respondan de cierto modo ante diversos estímulos o situaciones. por eso es más probable que el aprendizaje cobre sentido cuando se encuentra ligado a una experiencia emotiva.

implican una reflexión constante sobre su persona y su relación con el grupo. a su estrato emotivo. al estilo socrático. dudas. 24 . afecto. Al mantener su estado emocional en equilibrio. ya sea en el plano individual o en el grupal. El docente. La neutralidad lleva al equilibrio en la relación maestro-alumno. abrir el mundo personal. En este sentido. b) Mayéutica No dar soluciones sino desarrollar. cit. Compartir experiencias. para comprenderlo y evitar juzgarlo con categorías ajenas a él mismo (antiejemplo en situación A). “es una forma de expresar asertividad en la comunicación establecida en el proceso de enseñanza aprendizaje”33. se relaciona de manera interpersonal. Francisco G. La función del profesor como … op. el docente podrá ser más objetivo en sus juicios. al relacionarse con sus alumnos. Pág. 21. d) Retroalimentación internas del alumno (antiejemplo en 33 Ayala Aguirre.La búsqueda y el logro de una actitud neutral por parte del profesor. las potencialidades situación B. amor (antiejemplo en ambas situaciones: A y B).) c) Personalización Atender a la calidad de sujeto del alumno. Gutiérrez Sáenz acota cinco principios: a) Empatía Situarse en la perspectiva del estudiante. esperanzas.

Supone una actitud de síntesis. científico. injusto. tecnológico.f. paz y dignidad (En pos de otro mundo posible y necesario) s. La violencia en la educación: alternativas Es notoria la complicidad sistémica de numerosos actores del [ámbito] educacional. de forma intencional y/o casual.Establecer el diálogo abierto y respetuoso que posibilite la evaluación constante del proceso (antiejemplo en ambas situaciones: A y B). edit. Azril Bacal35 De acuerdo con el Diccionario de la Real Academia Española de la Lengua. s. Pág. Esta élite intelectual conformada por ‘científicos y educadores de la violencia’ constituye una instancia mercenaria de la ’cultura de la muerte’ […]”. justicia.. Acción o efecto de violentar o violentarse. Considerando estas definiciones podemos inferir que el significado al que se alude en la educación es el relativo a la acción de violentar. violento e insostenible en el que vivimos. el significado del término debiera aplicarse en sentido contrario. Acción violenta o contra el natural modo de proceder”. que significa que las propuestas tanto del docente como de los alumnos pueden unificarse en “una visión integradora” de ambas posturas. Introducción a la didáctica… op. a la reificación. Pág. se entiende por violencia: “Cualidad de violento. ya que Gutiérrez Saénz. e) Dialéctica Implica interacción. con la reproducción social del proyecto neoliberal del mundo imposible. 34 35 25 . solidaridad. permean y condicionan nuestra existencia. Al hacerlo. respecto a la tercera acepción.l. el profesor aprende y se enriquece también con la experiencia educativa. s. Educación para sociedades/culturas con democracia.. sin embargo. estos agentes sociales también contribuyen. 34 VI. Azril. Bacal. 1. Raúl.cit. institucionalización y ‘normatización’ de las estructuras y culturas existentes de violencia que enmarcan. 37. comunicacional e informático de nuestros días.

por ciertos respetos y consideraciones. fuera de lo natural. en el sentido opuesto de la acepción original. no obstante. De manera similar encontramos pertinencia de los significados con el tema que nos ocupa.las evidencias nos llevan a concluir. podemos además inferir que al referirse al contexto educativo la palabra Violentar denota una resistencia. la definición debiera comprenderse en sentido contrario. Se dice de la situación embarazosa en que se halla alguien. Poner a alguien en una situación violenta o hacer que se moleste o enoje. Que se ejecuta contra el modo regular o fuera de razón y justicia. ya que aunque efectivamente la violencia tiene lugar fuera de toda razón y justicia. Dar interpretación o sentido violento a lo dicho o escrito Entrar en una casa u otra parte contra la voluntad de su dueño. Se dice del genio arrebatado e impetuoso y que se deja llevar fácilmente de la ira. con ímpetu e intensidad extraordinarias. situación o modo. Dicho del sentido o interpretación que se da a lo dicho o escrito: Falso. Violentar se define como: Aplicar medios violentos a cosas o personas para vencer su resistencia. Que obra con ímpetu y fuerza. Identificamos con azul las acepciones que consideramos pertinentes al texto y al contexto. La misma fuente define violento (del latín violentus) como: Que está fuera de su natural estado. Que se hace bruscamente. En este sentido. que la violencia es actualmente “el modo natural de proceder”. en nuestros días. quienes se ven violentados al participar en el proceso educativo en contra de su voluntad. el regular. Que se hace contra el gusto de uno mismo. es el modo natural. en este caso la de los alumnos. Dicho de una persona: Vencer su repugnancia a hacer algo. como en el caso anterior. no obstante. tal vez la analogía no sea del todo 26 . torcido.

a la seguridad y a la democracia. S. […] Debemos abordar esta tarea con humildad y con valor […]. Azril Bacal señala al respecto: “[…] la urgencia de adoptar valores culturales que afirmen la dignidad humana.” ¿Es posible construir la paz utilizando en el proceso la violencia? Evidentemente no. de tal suerte un criterio metodológico esencial que habrá de considerarse como condición fundamental para la formación de personas es. 3. el amor al prójimo. sin duda.l. la armonía entre los integrantes de un grupo y el respeto entre ellos. Azril. UNALM. Sin humildad no hay diálogo posible. Pág. Una alternativa para responder efectivamente a los retos contemporáneos de la educación en el contexto de la globalización. teniendo en cuenta “[…] la gran tarea pedagógica de nuestra época: la de transformar a todos los ‘individuos’ en ‘personas’ y en ciudadanos plenos de nuestro planeta en crisis”37. a los derechos humanos. la igualdad social. la solidaridad. Respecto a la comunicación interpersonal y colectiva. de su dignidad. al medio ambiente.pertinente. la Universidad transformador ha de de comprometerse “[…] con 36 un proyecto y de Desarrollo Humano Sustentable construcción de una Cultura de Justicia y Paz. el mismo autor enfatiza la necesidad de “[…] desarrollar nuestra capacidad de escucharnos unos a los otros con atención y con respeto […] La Bacal. 37 Idem. no podremos aprender ni crecer como personas […]” 38 . 4. Pág. 36 27 . y sin humildad y sin diálogo como praxis académica. 38 Idem. en el desarrollo del texto hemos señalado que la voluntad de los alumnos es un presupuesto para el aprendizaje significativo y que no será posible alcanzar la finalidad de la educación con la violencia consciente o inconsciente como elemento participante en el proceso. a la paz. El reconocimiento del otro. Pág. La Universidad Iberoamericana en el contexto de la globalización: una visión comprometida con el desarrollo humano sustentable y con la construcción de una cultura de justicia y paz en América Latina. no obstante. el respeto y el aprecio a la ‘otredad’ cultural. 2. de su valor y de sus capacidades ha de privilegiarse invariablemente en la labor docente.

uno por uno.” 41 Contra los anti-valores hay que luchar en todos los frentes. en verdaderas oportunidades de formación personal. solidaria y democráticamente. asimismo. Lo anterior entraña serias dificultades si se tiene en cuenta el proceso de educación. Ibidem. 41 Idem. Pág. no sólo como “educadores con título” sino como personas en desarrollo que influyen así mismo en el desarrollo de los otros. ambivalente. propio del sistema de enseñanza tradicional “[…] que nos ha enseñado a defender nuestros propios puntos de vista a ultranza […]”39 como si sólo éstos fueran válidos. transmitir. “[…] con nuestros hábitos. en todas sus formas. Así que nuestra tarea. incluso sin advertirlo. pero en muchas ocasiones. que frente a estos valores o antídotos existen sus opuestos: anti-valores (valores negativos) que han propiciado “un deterioro creciente de la calidad de vida humana y del medio ambiente […] incitando a la […] violencia social. 13. no sólo en el salón de clases. Idem. ejemplificar.‘humildad dialógica’ […] implica […] que uno puede estar algo equivocado en lo que piensa y que la otra persona puede estar algo en lo cierto”. sean o no nuestros alumnos. “[…] seguimos siendo parte de la situación problemática que pretendemos superar[…]”. Al hacerlo. 39 40 28 . niveles y grados de intensidad. Nuestro rol como universitarios es dual. condicionamientos y patrones de conducta […]” 40 la reproducimos. ya que todos los lugares y circunstancias son propicios para la educación. en sitios en los que se posibilite el compartir con los otros: armónica. 5. ha de ser la de esgrimir. Pág. en suma: vivir los valores en cualquier circunstancia de nuestra vida. los “campos de batalla” se convertirán en “campos de convivencia humana”. Bacal señala.

podemos sufrir ese desencanto. enajenante. holístico. consumista. individualmente es necesario reflexionar al respecto. alternativo. y en función de la necesidad del desarrollo personal de los docentes. 13. Bacal. “[…] proyecto domesticadora. cínica y violenta” político y como alternativa alude al pedagógico concientizante. Pág. luchar por deshacernos del yugo. “[…] la batalla por la esperanza y en contra de la desesperanza también se da en el interior de nosotros mismos […]” 43 pero es nuestra responsabilidad y nuestro compromiso evitar transmitirlo concientemente a nuestros alumnos. Pág. 3. esperanzador. ¡No encarcelemos los ideales de nuestros alumnos! ¡Son ellos los que debieran fortalecer nuestra esperanza! Nuestra labor ha de consistir en construir con nuestros alumnos las posibilidades de cambar y de mejorar nuestro mundo y ¿cómo vamos a lograrlo si nos asumimos de antemano como perdedores? Azril Bacal sostiene que “[…] los proyectos político-pedagógicos afines [al] neoliberalismo y [a la] cultura de la violencia son básicamente de naturaleza e intencionalidad alienante. cit. 29 . pero en nuestra función social en tanto formadores. la necesidad de recurrir al diálogo intrapersonal. para descubrir nuestro yo interno y a partir de ello potencializar nuestro “self” y desarrollar cabalmente nuestras múltiples capacidades. que ‘las cosas ya no [tienen] remedio. basado en la autonomía de la persona y en la práctica del diálogo interpersonal y colectivo.” 42 Los profesores somos parte de la comunidad. Educación para sociedades/culturas con democracia… op. Pág. desalienante. “[…] muchas personas llegan a sentir con sentido fatalista. Pág. 45 Idem. […] y el sentimiento de desesperanza se generaliza por doquier. Azril. Somos presas del “determinismo relativo”. 42 43 44 2. Idem. 11. reduccionista. 44 opresiva.” A la alternativa de nuestro asesor. Idem. nosotros agregaríamos también.Inmersos en el neo-autoritarismo. 45 desesperanzadora.

es un ser constituido por autorrealización. Tanto el docente como los discentes son personas en proceso de desarrollo y crecimiento continuo. el crecimiento interior. la apertura y el respeto entre los hombres. Pág. Navarrra. 47 Idem. Los criterios básicos de Rogers son la libertad. Elsa M. La propuesta educativa rogeriana supone confianza en la capacidad del alumno para asumir su propia personalidad y que el esfuerzo constructivo ha de provenir de él. El ambiente ha de ser informal y personal y reducir las diferencias o distinciones sociales de roles y conocimientos entre el profesor y sus alumnos. 46 30 . y alude a un método que. Rogers. mediante el encuentro interpersonal. El aprendizaje desde su postura sucede en un ámbito educativo en el que el maestro se ocupa de comprender al alumno sin juzgarlo y focaliza sus problemas y sentimientos en el proceso. Para comprender las ciencias de la educación. cuyo principio básico es la naturaleza constructiva del hombre. Verbo Divino. coincide con Gutiérrez Sáenz al reconocer “al otro” como sujeto. Dicho autor sostiene que “[…] el hombre es una gota de razón en un océano de emociones”46. Pág. Rogers concepción defiende pedagógica la enseñanza difiere centrada de la en el alumno. La ayuda empática y el ambiente de aceptación libre y personal son fundamentos de esta concepción psicopedagógica. 131. promueva la igualdad. la empatía y la comunicación personal. la autodeterminación y la creatividad. no como objeto y así coincidir en su intencionalidad.Creemos pertinente incluir como alternativa la propuesta educativa humanista basada en la persona y el movimiento psicopedagógico de no-directividad de Carl R. 132. Su teoría del desarrollo una tendencia a la constructivo de la personalidad tiene como objetivos: la autonomía. y mucha más confianza en la capacidad del estudiante para asumir su propia personalidad” 47 . 1991. Carl citado por Casanova. España. en que que tradicional proporciona “{…] mayor permisividad y libertad. Dicho autor sostiene Rogers.

una actitud continua de apertura frente a las experiencias e incorporar al sí mismo (el self) el proceso de cambio. Pág. “[…] la realización del sí mismo (self) [o sea] el reconocimiento psicológico de los valores personales constitutivos de las vivencias aportadas por el ‘estar’ con los otros y ‘ser’ uno mismo como una unidad organísmica integrada y congruente”48. nosotros estamos de un lado y los alumnos del otro. que no saben. Si percibimos el espacio educativo como “un campo de batalla”. Contempla como finalidad educativa el funcionamiento adecuado de la persona. así: “lo que no está conmigo… está contra mí”. sino de estrategias y criterios metodológicos para aprender. Sostiene que el desarrollo de la personalidad no puede ser medido por los éxitos o fracasos personales.cit. 133-137. ¿Por qué continuar privilegiando un binomio tan absurdo? Se trata de una concepción reducccionista del aprendizaje que presupone en ocasiones la actitud de violencia de unos frente a otros. producto de la educación tradicional que ha privilegiado el papel del docente como depositario del poder no nos ha conducido al verdadero desarrollo. Esta posición. Los alumnos. a defendernos.que el aprendizaje social más útil es el aprendizaje del proceso de aprendizaje. Bacal. es decir. 48 49 Idem. Pág. El maestro es el que sabe y por eso en él reside el poder. En contraste.”49. sino por el esfuerzo que el sujeto realiza para llegar a “vivir como persona”. una concepción que conduce a responder de manera agresiva ante los problemas y conflictos. definimos y construimos como ‘enemigos’. Asumimos el binomio educadoreducando como un antónimo. 31 . a competir y a comportarnos con hostilidad y violencia en contra de quienes percibimos. Educación para sociedades/culturas con democracia… op. no sólo de contenidos y saberes. 3. “[…] aprendemos a sentirnos amenazados. han de aceptar invariablemente sus propuestas. inmersos en la “cultura de violencia”. Azril.

Azril. justicia. 1998. 1988. “Valores en la enseñanza y formación en valores”. que también sucede. Núm..¿Por qué no utilizar los postulados de la deconstrucción de Derridá y asumir que ser alumno es una forma de ser maestro?. La Universidad Iberoamericana en el contexto de la globalización: una visión comprometida con el desarrollo humano sustentable y con la construcción de una cultura de justicia y paz en América Latina. México: Nueva Época. Trillas. s. 32 . paz y dignidad (En pos de otro mundo posible y necesario) s. que muchas veces el alumno aprende “a pesar” del maestro. 4 / enero-marzo.f.l. S.edit. Víctor. s. solidaridad. s. “Consideraciones generales sobre la transmisión del conocimiento y el problema de la didáctica”.l. Cabello Bonilla. s. Azril. ¿Por qué no percibir la educación como un ir y venir de experiencias: del maestro a los alumnos y de ellos al profesor? ¿Por qué no aprovechar la riqueza de las circunstancias educativas y de los seres humanos que en éstas se encuentran en favor de ellos? y aprovechar la oportunidad de un desarrollo personal continuo gracias a los otros y Referencias Almaguer Salazar. Características y estilos de aprendizaje. En Educar. ¿Por qué no aceptar de manera absoluta que “nadie sabe tanto que no tenga algo más por aprender”?.f. que el maestro es el que aprende a partir de las experiencias con sus alumnos. Ayala Rubio. Silvia. En Perfiles Educativos. 1999. y no en pocas ocasiones. México. Teresa E.l.edit. Francisco G. México. Bacal.. La función del profesor como asesor.. Trillas. UNALM. Ayala Aguirre.. (49-50). S. Educación para sociedades/culturas con democracia. Bacal.

1990.Casanova. “Interacción profesor/alumno en el proceso de enseñanza y aprendizaje”. México. Para comprender las ciencias de la educación. “Un marco de referencia psicológico para la educación escolar” en Desarrollo psicológico y educación II. 1990. Raúl. e Isabel Sole. Alianza. México. Pág. Alianza. 33 . Coll. Elsa M. Coll. 21. Estado de México. C. España. Verbo Divino. en Desarrollo psicológico y educación II. 1991. Esfinge. 2001. C. Navarrra. 10ª. Gutiérrez Saénz. Ed. Introducción a la didáctica.

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->