P. 1
Amazonas, las señoras de la guerra

Amazonas, las señoras de la guerra

|Views: 59|Likes:
Publicado porAuxi Gonzalez
Pueblo mítico de la cultura de la Grecia clásica, formado y gobernado por mujeres.
Pueblo mítico de la cultura de la Grecia clásica, formado y gobernado por mujeres.

More info:

Categories:Types, School Work
Published by: Auxi Gonzalez on Nov 27, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial Share Alike

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

01/27/2013

pdf

text

original

Las amazonas, las señoras de la guerra.

Nombre griego: amazonas. Equivalente romano: --Categoría: pueblo, héroes. Procedencia: Ponto, cerca de la costa del mar Euxino Padres: Ares y la ninfa Harmonia. Costumbres: forman un reino independiente, gobernado sin intervención masculina. Las niñas se quedan con sus madres, extirpándoseles el seno derecho para mejorar el uso del arco y la lanza. Representaciones: armadas con arco, lanza, hacha, escudo pelta, casco; más adelante,
“El reposo de las amazonas” de Theodor Baierl

pantalones ajustados y sombrero kidaris; luego, a caballo, armadas con arco o lanza y sin mostrar amputación del pecho.

Mitos relacionados: invasión de Licia, derrotadas por Belerofonte; lucha contra atlantes y gorgonas, encabezadas por Mirina; ataque a los frigios, apoyados por Príamo; la guerra de Troya, del lado de Príamo de Troya y comandadas por Pentesilea; durante el 9º trabajo de Heracles, el rapto de Antíope por Teseo y la subsiguiente batalla entre amazonas y atenienses; expedición militar contra la isla de Leuce; encuentro con los Argonautas en Lemnos.

Mientras que la mayoría de los expertos consideran a las amazonas un pueblo puramente mítico, hay autores que les atribuyen un fundamento histórico. Entre esa pequeña minoría, algunos expertos buscan su origen en las culturas de Asia Menor o incluso de la Creta minoica. Otros, en cambio, vinculan a las amazonas con el pueblo de los sármatas (al que Heródoto ubicó en el siglo V a.C. en la frontera oriental de Escitia, más allá del Tanais, actual río Don, en Rusia; de hecho, las evidencias arqueológicas parecen confirmar la existencia de guerreras sármatas, dado el papel activo de las mujeres en las operaciones militares y en la vida social de su pueblo.

Costumbres.
Para los griegos antiguos las amazonas descendían del dios de la guerra Ares y de la ninfa Harmonía, que vivían sin hombres y apasionadas por la guerra, tanto que llegaron a combatir con muchos de los grandes héroes griegos. Se decía que las amazonas vivían en Ponto cerca de la costa del mar Euxino, donde constituían un reino independiente bajo el gobierno de una reina, llamada con frecuencia Hipólita (‘la que deja sueltos sus caballos’). Se gobernaban ellas mismas, sin intervención de ningún hombre, que sólo tienen como criados o siervos. Según algunos autores, para evitar la extinción de su pueblo, las amazonas visitaban una vez al año a los gargarios, una tribu vecina. Los niños varones que resultaban de estas visitas eran sacrificados o enviados de vuelta con sus padres. Las niñas se quedaban con ellas y eran criadas por sus madres, y adiestradas en las labores del campo, la caza y el arte de la guerra; a ellas se les extirpaba el seno derecho, para que pudiesen así disparar mejor con el arco y la lanza; de hecho hay estudiosos que afirman que la palabra “amazonas” significa "las que no tienen seno". Las deidades a las que prestaban culto eran Ares (atribuido como dios de la guerra y dios de Tracia) y Artemisa (aunque no la diosa griega normal así llamada, sino la deidad asiática equivalente en algunos aspectos).

Representaciones e iconografía.
Hasta el siglo XX, en la Literatura las amazonas han personificado a un adversario extranjero que amenazaba la masculinidad de los héroes, siendo la meta clásica de los héroes derrotarlas y humillarlas como forma de reafirmar la superioridad masculina. Actualmente se las representa como una comunidad aislada de poderosas y bellas guerreras, teniendo los héroes masculinos el reto de ganarse su respeto para convertirlas en valiosos aliados.
“Amazona moribunda” de Franz Von Stuck

En el arte griego, se las representaba con sus armas: el arco, la lanza, el hacha, un escudo partido con la forma aproximada de una medialuna llamado pelta y, en el arte más antiguo, un casco. En el arte posterior sus representaciones se acercaron al modelo de Artemisa, que llevaba un vestido fino, sujeto no muy bajo para mayor libertad; más tarde, su atuendo se torna más persa, con pantalones ajustados y un sombrero alto llamado kidaris. En el arte moderno se las representa como mujeres, normalmente a caballo, armadas con arco o lanza, desnudas o vestidas de batalla. La extirpación del pecho no suele recogerse en las obras de arte, en las que las amazonas siempre son representadas con ambos pechos, aunque con el derecho frecuentemente cubierto.

La invasión de Licia.
Las amazonas invadieron Licia, donde fueron derrotadas por Belerofonte, enviado a luchar contra ellas por Iobates.

“El combate de las amazonas” de Pedro Pablo Rubens

La guerra contra Atlantes y Gorgonas.
La reina Mirina las llevó a la victoria contra los atlantes y las Gorgonas.

La guerra con los frigios.
Atacaron a los frigios, que fueron ayudados por Príamo.

La guerra de Troya.
Aunque anteriormente estuvieron en bandos contrarios, lucharon del lado de Príamo contra los griegos, bajo el mando de su reina Pentesilea, que resultará muerta a manos de Aquiles.

El noveno trabajo de Heracles.
El noveno trabajo que Euristeo impuso a Heracles fue arrebatarle el cinturón a Hipólita, reina amazona. En este trabajo lo acompañó su amigo Teseo, que tuvo la feliz idea de raptar a princesa Antíope, hermana de Hipólita. Como represalia, Hipólita invadió Ática. La batalla entre los atenienses y las amazonas se conmemora con frecuencia en un género artístico expresamente dedicado, la amazonomaquia.

“La batalla de las amazonas” de Anselm Feuerbach

La invasión de la isla de Leuce.
También se dice que las amazonas habrían emprendido una expedición militar contra la isla de Leuce, en la embocadura del Danubio, donde las cenizas de Aquiles habían sido depositadas por Tetis. El fantasma del héroe muerto se apareció aterrorizando a los caballos, que tiraron y pisotearon a las invasoras.

El encuentro amistoso con los argonautas.
Otro encuentro muy relatado, aunque bastante más pacífico, fue con los Argonautas, que llegaron a la Isla de Lemnos. Fueron bien recibidos, hasta el punto de que permanecieron allí un año, olvidando la búsqueda del Vellocino de Oro.

Notas finales.
Quizá te interese:
 Algunas amazonas renombradas como: Antíope, Hipólita, Mirina, Pentesilea…

Fuentes:
   Wikipedia España: amazonas. ElOlimpo: amazonas. Monografías: amazonas.

Créditos.
 Trabajo creado por Auxi González para su blog sobre pintura “La Gruta de los Lienzos” (http://lienzos.blogspot.com/)  LICENCIA CREATIVE COMMONS: este trabajo carece de interés comercial y admite copia y distribución siempre que se haga bajo la misma licencia, sin interés comercial y se mencione al autor.

¿Cómo mencionar este texto?
 “Las amazonas, las señoras de la guerra” por Auxi González para “La Gruta de los Lienzos” (http://lienzos.blogspot.com/)

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->