Está en la página 1de 9

La prctica determina el surgimiento y todo

el ulterior desarrollo del conocimiento y, ste, a su vez, ejerce fuerte influencia sobre la prctica, la cambia en el proceso de su propio avance como actividad transformadora dinmica do los hombres y, con el nuevo estmulo recibido de la nueva prctica, contina su desarrollo ininterrumpido

acelerado y exponencial, como demuestra la

moderna revolucin cientfico-tcnica. El contenido y el sentido del conocimiento se revelan en su vinculacin constante y mutua con la prctica, y, ya por esto, su significado y veracidad pueden determinarse, ante todo, en base a dicha prctica.

Fuera de sta, cualquier enfoque do la

veracidad del conocimiento adquiere inevitablemente un carcter escolstico, parece, si so quiero, una partida de ajedrez sin las damas.

Precisamente con respecto al problema

del criterio de la verdad Lenin concede gran valor al pensamiento de Hegel de incluir la vida en la lgica, pensamiento que considera genial. Se trata, sealaba Lenin, de la vida del hombro como existencia "del sujeto concreto. . . en una situacin objetiva"

lo cual es una condicin indispensable para examinar la Actitud del sujeto respecto al objeto en la lgica. Esta actitud se contempla en el plano do la veracidad de las formas lgicas subjetivas con relacin a su actitud hacia el objeto a travs del prisma de la vida, os decir, de la actividad del hombre.

Segn opinin general - observa Hegel , en

la lgica no hay sitio para la cuestin de la vida, pero si el objeto de la lgica es la verdad, y la verdad pertenece plenamente a la esfera del conocimiento, entonces, al tratarse el conocimiento, surgir inevitablemente la cuestin de la vida, de la prctica.

Esto, al mismo tiempo, confirma la inconsistencia de las afirmaciones de que la teora del conocimiento no puedo tener, en general, criterio de la verdad. Hist ricamente, estas afirmaciones provienen, por lo menos, de Protagoras y Anaxagoras quienes declararon, respectivamente, que todos los enunciados son verdaderos, y todos, falsos

ms tarde, Kant, al proclamar puramente nominal el principio de la correspondencia en la concepcin clsica, aristotlica, de hecho excluy de la teora del conocimiento el criterio objetivo, de contenido Popper mantiene una posicin ms severa y ms moderada: reconoce la posibilidad del criterio en

el marco 190 de la definicin semntica de la verdad, pero niega, junto con A. Tarski, la legitimidad del criterio general de la verdad