Está en la página 1de 2

SE SACRIFICAN NIOS EN BANQUETES

HOMBRE SACRIFICA Y SE COME A SU MADRE.

Entre el conjunto de apetitos y placeres se encuentran las apeteciblemente naturales y las cosas intermedias como el dinero y la riqueza. Son placeres que no causan censura a menos de que se hagan en exceso, como comer de gula, la ninfomana, entre otros. Estos en muchas ocasiones no solo son malos para salud, sino en otros son condenables. Algunas cosas son agradables por naturaleza, segn el ser humano que las disfruta; hay otras cosas que no deben ser agradables para las personas pero lo son debido a trastornos y enfermedades. Entre los hbitos ms conocidos de la antigedad se encuentra el titular: se entregan nios unos a otros para sus banquetes, se abran las mujeres preadas y se comen los nios; estos son actos brutales dados debidos a trastornos emocionales. Se encuentran tambin los ocurridos debido a enfermedades como la locura en que n esclavo por ejemplo comi el

hgado de su compaero o un hombre sacrifico a su madre. Acciones ms morbosas como las relaciones entre varones que aunque a veces son naturales en la mayora de ocasiones son causa de una infancia difcil o lujuriosa.

Estas acciones se notan en la actualidad como una situacin no cambiante, aun cuando alguien ultraje a otro lo hace por gusto y este es el caso de violadores, asesinos, hombres que maltratan a sus hijos, esposas. Es por esto que se considera buena la incontinencia para ciertos casos pero no en su totalidad ya que podra desencadenar uno de los hechos ya mencionados. En cierto sentido, cada uno es peor que el otro: un hombre malo puede hacer ms mal que un animal. No se sabe lo que un hombre pueda hacer ni basado en que, con tal de satisfacer sus placeres y apetitos.