Fragmentos del libro Vuela a tu libertad, de Alfonso Lara Castilla

No puedes ser o dejar de ser conforme a que las personas y las circunstancias no actúan en base a lo deseado o esperado. Es importante que entiendas y aclares tu posición interior. Los seres humanos tenemos dos grandes fuerzas: una que nos aferra a la seguridad y comodidad, a las posiciones defensivas, al pasado, y nos mantiene con la mirada hacia atrás; y la otra, la que nos enfrenta con coraje y determinación a la vida, corriendo los riesgos y descubriendo día a día la riqueza interior (29,30). Me veía insatisfecho[a], disgustado[a] con la vida, renegando de mí mismo[a], de mi rostro, de mi cuerpo, del color de mis ojos, ¡no me aceptaba! Me menospreciaba y, sin desearlo, me autodestruía con una actitud de dependencia y de conformidad. Me veía ausente de este mundo, sin participación, sin comprometerme, esperando recibir, recibir… Estaba preocupada por entenderme, por identificar esas razones que me habían orientado hacia la dependencia y la desubicación y que habían restado de mí el deseo de participar, de ser, de trascender (34,42). No hay libertad sin sentido. Los seres humanos, al orientarse hacia la comodidad y seguridad en un estado de pereza mental y carencia de compromiso, dejan de luchar por sus convicciones, por su dignidad, por su libertad; buscan a alguien de quien depender, dando origen a una “Autoridad Invisible” [concepto distorsionado de Dios] que sin presión manipula, controla y dirige. Nadie puede quitarte la libertad, forma parte de ti. Es tuya, sólo tú podrás perderla. El Creador te otorgó la libertad como una cualidad para crecer y ampliar tus posibilidades y oportunidades de vivir y para que intentes llegar hacia Él. Es un atributo que recibiste para trascender (56-58). Aprendí a renunciar a otras opciones para enriquecer las mías. No decidir implica en sí una decisión. El compromiso entraña convicción y hará que pases del pensamiento a la acción y de la acción al amor, manteniendo una armonía fundada en la honestidad, respeto y fidelidad hacia tus convicciones. Cuando el compromiso madure en tu ser, empezarás a abandonar los esquemas previos y te exigirás más allá de lo ya conocido, desafiándote a alcanzar nuevas metas. Ampliarás tus perspectivas,

esperanzas y capacidades. Tu vuelo será tranquilo porque sabes hacia dónde vas. Es un nivel lleno de cosas maravillosas y apasionantes. Es el don que el Creador otorga a los seres por ser capaces de darse sin reserva a sí mismos y a los demás(72,74,92,96,100). No malgastes tu energía en el miedo. Serás más fuerte cuando pienses menos en la muerte y más en la vida. Cuando hay una misión que cumplir no tienes derecho de flaquear. En ese lugar incómodo y lleno de peligros y ruidos, acepté y comprendí que mis temores eran imaginarios. Nuestra energía y voluntad no deben perderse en los peligros, esfuerzos y distancias. Es vital que las aprovechemos en enriquecer el deseo de llegar a la cima. Alcanzarás armonía cuando aceptes los vientos y las tormentas de la misma forma que aceptas la belleza, el gozo, el amor (110,118,126). Desde ahí actué, viví y cumplí dándome respuesta a mí mismo, logrando un nuevo compromiso con mi Creador, mis padres, mis semejantes, mi mundo... Me convertí en protagonista de mi propia vida(148).

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful