Está en la página 1de 5

MOVIMIENTOS DE LOS MASAJES CON EL MASAJEADOR CON INFRARROJO

.

.

vehiculizando y eliminando las toxinas a través de la linfa. Cómo se realizan los masajes . los masajes reductores y anticelulíticos remitirán a los de drenaje linfático. En consecuencia. Todos estos ejercicios manuales.Para lograr quitar la gordura y sobre todo la celulitis de las piernas y la cola. esenciales para mantener una óptima circulación sanguínea que favorezca la salida de los residuos acumulados en las partes afectadas por la celulitis. se inician y se terminan con técnicas propias de drenaje linfático. los masajes son elementales para acompañar cualquier clase de tratamiento. en el cual se trabaja sobre el sistema vascular linfático que cumple una función defensivo ± inmunitaria.

Repite el ejercicio 6 veces por cada lado. repite el ejercicio 6 veces. Comienza en la parte superior.Este trabajo se inicia con un bombeo en la zona subclavicular (base del cuello). retorna a la pierna repitiendo la tarea de manera tal que sea ascenden te. harás un bombeo de la zona ganglionar bajo la axila. Antes de iniciar el segundo paso. Para ello. Haz este ejercicio en todo el muslo. Como siempre. sin utilizar los pulgares). deberás repetirlo en tus rodillas. sin olvidar las respiraciones profundas. con las manos cruzando el pecho. lleva tus dedos hacia adentro de la clavícula. Termina con los bombeos que ya haz realizado en ingles. . donde las flexionarás las piernas. Luego deberás dividir el muslo en cuatro partes. El tercer ejercicio consisten en poner tus dedos sobre las ingles y hacer un movimiento de presión con los dedos. Por último. Este último ejercicio. realiza al menos 6 respiraciones profundas. Para ello pon la mano plana dentro de la axila y realiza movimientos de rotación hacia adentro. de meñique a índice. axilas y base del cuello. Entonces. traccionando ligeramente la piel. Repite este ejercicio de 5 a 8 veces. Siempre recuerda traccionar hacia arriba. que es el movimiento de la circulación de retorno (la que más de dificulta en los trastornos de la celulitis). masajeando la piel con un movimiento de tracción superficial (como si nos pusiéramos una media.