Está en la página 1de 747

HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA
de la Antigüedad al Renacimiento

José Ramón Soraluce Blond

A Coruña, 2008

Universidade da Coruña
Servizo de Publicacións

Historia de la arquitectura restaurada de la antigüedad al Renacimiento
Soraluce Blond, José Ramón
A Coruña, 2008
Universidade da Coruña, Servizo de Publicacións
Monografías, nº 130

Nº de páxinas: 752
Índice, páxinas: V-XI
Bibliografía, páxinas: 719-727

ISBN: 978-84-9749-292-8
Depósito legal: C 2576-2008

Materia: 7: Belas Artes; 72: Arquitectura; Historia da arquitectura

Edición
Universidade da Coruña, Servizo de Publicacións
http://www.udc.es/publicaciones

© O autor
© Universidade da Coruña
Segundo as normas da colección de Monografías, a presente publicación foi revisada e avaliada
positivamente por dous expertos non pertencentes á UDC

Distribución
Galicia: CONSORCIO EDITORIAL GALEGO.
Estrada da Estación 70-A, 36818, A Portela.
Redondela (Pontevedra).
Tel. 986 405 051. Fax: 986 404 935.
Correo electrónico: pedimentos@coegal.com
España: BREOGÁN. C/ Lanuza, 11. 28022, Madrid.
Tel. 91-725 90 72. Fax: 91- 713 06 31.
Correo electrónico: breogan@breogan.org.
Web: http://www.breogan.org

Deseño da cuberta:
Servizo de Publicacións da UDC

Imprime:
Tórculo Artes Gráficas. S.L.

Reservados todos os dereitos. Nin a totalidade nin parte deste libro pode reproducirse ou transmitirse por ningún pro-
cedemento electrónico ou mecánico, incluíndo fotocopia, gravación magnética ou calquera almacenamento de informa-
ción e sistema de recuperación, sen o permiso previo e por escrito das persoas titulares do copyright.

Índice
Prólogo ....................................................................................................................... VII
Ramón Yzquierdo Perrín

1. Orígenes y Mesoamérica ...................................................................................... 1

Los duplicados de Altamira y Lascaux ........................................................................ 1
Enderezamiento mecánico de Stonehenge .................................................................. 4
La montaña de tierra: el zigurat de Ur ......................................................................... 6
Los monumentos perdidos de Palenque ...................................................................... 7
Los excesos de Chichén Itzá........................................................................................ 10
Teotihuacan resucitada ................................................................................................ 12
La invención del palacio minoico de Knossos ............................................................ 14

2. Antiguo Egipto....................................................................................................... 23

Evolución en la construcción de pirámides ................................................................. 23
La esfinge mutilada...................................................................................................... 28
Restauraciones del templo de Karnak ......................................................................... 31
La liberación del templo de Luxor .............................................................................. 33
Arquitectura bajo la arena de Egipto ........................................................................... 35

VI HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

Salvados del Nilo: la campaña de Nubia ..................................................................... 41
El regalo de los templos egipcios ................................................................................ 47
El accidentado viaje de los obeliscos .......................................................................... 53

3. Grecia ..................................................................................................................... 81

Escasos testimonios de la arquitectura griega ............................................................. 81
La conservación de Paestum ....................................................................................... 87
Evolución histórica de la Acrópolis de Atenas ........................................................... 89
El Partenón: monumento y ruina ................................................................................. 92
Los restos del Erecteión............................................................................................... 96
Los Propíleos y la Atenea Niké desmontados ............................................................. 99
El Athenaión de Siracusa convertido en catedral ........................................................ 103
La salvación del teatro de Epidauro ............................................................................ 104
La réplica de la Stoa de Atalo ...................................................................................... 106

4. Roma ...................................................................................................................... 121

La Fortuna Viril, un templo recuperado ...................................................................... 121
Historia de la “Maison Carrée” ................................................................................... 123
Las reformas del Panteón ............................................................................................ 125
Ruinas del Foro Romano ............................................................................................. 129
Los Foros Imperiales bajo el suelo de Roma............................................................... 135
Conservación de arcos de triunfo y columnas ............................................................ 143
Usos y restauraciones del Coliseo ............................................................................... 147
La Arena de Verona restaurada en el Renacimiento .................................................... 150
El anfiteatro de Nîmes como coso taurino ................................................................... 151
Arlés, la ciudad dentro del anfiteatro ........................................................................... 152
Ruinas reconstruidas del anfiteatro de Mérida ............................................................ 153
La voladura del anfiteatro de Itálica ............................................................................ 155
Anfiteatros invadidos por la ciudad ............................................................................. 157
El teatro Marcelo aprovechado como residencia......................................................... 160
La anastilosis del teatro romano de Mérida ................................................................. 162
Sentencia sobre el teatro romano de Sagunto ............................................................. 164
La ampliación del “Pont du Gard” .............................................................................. 166
Filtraciones y daños del acueducto de Segovia ........................................................... 167
La exhumación de Pompeya ........................................................................................ 169

ÍNDICE VII

5. Paleocristianismo y Bizancio................................................................................ 199

San Juan de Letrán como basílica barroca................................................................... 199
Las obras de reforma de Santa María la Mayor........................................................... 201
San Pablo Extramuros ecléctico .................................................................................. 202
Una imagen antigua para las basílicas menores ......................................................... 205
Hundimiento y daños en las basílicas de Rávena ........................................................ 209
Intervenciones en los mausoleos cristianos ................................................................. 211
Restauraciones del mausoleo de Teodorico ................................................................. 213
La destrucción total de Montecasino ........................................................................... 215
La transformación de Santa Sofía de Constantinopla.................................................. 218
Cambios de uso en los templos bizantinos .................................................................. 219
La conservación de San Vital de Rávena..................................................................... 220
La restauración barroca de Santa Sofía de Kiev .......................................................... 222

6. Prerrománico ......................................................................................................... 239

Nuevo aspecto de la capilla de Aquisgrán ................................................................... 239
Transformaciones en “Germigny des Prés”................................................................. 240
La ruina de San Martín de Canigó ............................................................................... 241
Búsqueda de la identidad prerrománica en España ..................................................... 241
Los cambios de San Juan de Baños ............................................................................. 243
El traslado de San Pedro de la Nave ............................................................................ 245
El caso de Santa María de Melque .............................................................................. 246
Aislamiento de Santiago de Peñalba ........................................................................... 249
Restauraciones de San Miguel de la Escalada ............................................................. 250
El neomozárabe de San Cebrián de Mazote ................................................................ 252
La nueva forma de Santa María de Lebeña ................................................................. 253
Identificación del arte asturiano................................................................................... 255
Voladura y reconstrucción de la Cámara Santa ........................................................... 256
Santullano restaurado .................................................................................................. 259
El destino de Santa María del Naranco ....................................................................... 261
Enigma y debate sobre San Miguel de Lillo ............................................................... 262
Santa Cristina de Lena y su bóveda moderna .............................................................. 265
La reconstrucción arbitraria de Bendones ................................................................... 267
Reformas en las basílicas menores de Asturias ........................................................... 267
Mito y arquitectura en Covadonga .............................................................................. 271

VIII HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

7. España musulmana ............................................................................................... 295

Permanente transformación de la mezquita de Córdoba ............................................. 295
Consolidación de la Torre del Oro de Sevilla .............................................................. 300
La Giralda restaurada .................................................................................................. 301
Polémicas y críticas a la restauración de la Alhambra................................................. 304
Palacios orientales para reyes cristianos...................................................................... 310

8. Arquitectura medieval francesa........................................................................... 331

La demolición de Cluny .............................................................................................. 331
Modélica reparación de la Magdalena en Vezelay ...................................................... 333
Tosca imagen de Santa Fe de Conques........................................................................ 335
La “desrestauración” de San Sernín de Toulouse ........................................................ 337
Policromía y repintes en el románico de Auvernia ...................................................... 339
El aspecto bizantino del románico aquitano ................................................................ 343
Las desgracias de Saint Denís ..................................................................................... 351
La revolución contra Notre Dâme de Paris ................................................................. 353
La actuación de Viollet le Duc en Amiens .................................................................. 358
Alardes del gótico ........................................................................................................ 359
Destrucción de la catedral de Reims ........................................................................... 364
Gótico francés en linea de fuego ................................................................................. 366

9. Arquitectura medieval italiana ............................................................................ 395

San Ambrosio de Milán neorrománico ........................................................................ 395
Restauraciones en la catedral de Módena .................................................................... 396
Transformacion de la catedral de Parma ..................................................................... 398
La erosión en San Miguel de Pavía ............................................................................. 400
Reformas en San Zenón de Verona.............................................................................. 401
La inclinación de la Torre de Pisa................................................................................ 402
Los cuatro campaniles de San Marcos de Venecia ...................................................... 403
El gótico sin rostro italiano.......................................................................................... 404
La nueva fachada de la catedral de Milán ................................................................... 408
Heridas en el patrimonio medieval de Italia ................................................................ 410

ÍNDICE IX

10. Arquitectura medieval alemana......................................................................... 429

El bombardeo de Hildeshein ....................................................................................... 429
La catedral de Worms inalterada ................................................................................. 431
La maltrecha catedral de Spira .................................................................................... 431
Modificaciones de la catedral de Maguncia ................................................................ 434
La interminable catedral de Colonia............................................................................ 436

11. Arquitectura medieval inglesa............................................................................ 443

Reconstrucción de abadías y catedrales medievales inglesas ..................................... 443
El crecimiento lineal de Canterbury ............................................................................ 447
El modelo normando de Durham ................................................................................ 448
Peterborough de abadía a catedral ............................................................................... 450
Permanentes obras en la catedral de Gloucester.......................................................... 451
La ruda catedral de Ely ............................................................................................... 452
La continua reforma de Westminster ........................................................................... 454
El incendio de San Pablo de Londres .......................................................................... 456

12. Arquitectura medieval portuguesa .................................................................... 467

Las catedrales fortificadas de Portugal ........................................................................ 467
Cinco siglos de reformas en Tomar ............................................................................. 473
Las reformas del monasterio de Alcobaça ................................................................... 475
Batalha y la arquitectura “imperfeita” ......................................................................... 476
Eclecticismo del palacio de Sintra ............................................................................... 478
Los Jerónimos, obra manuelina y neomanuelina ........................................................ 481

13. Gótico de los Paises Bajos................................................................................... 493

La pérdida del gótico civil en los Paises Bajos: Los Belfort ....................................... 493
El falso gótico de la Grand Place de Bruselas ............................................................. 498
La destrucción de Les Halles y del Belfort de Yprés ................................................... 499
El fin de la Lovaina medieval ...................................................................................... 500
San Rombaut y la ruina de Malinas ............................................................................. 501
Bombardeo y reconstrucción de Arras ........................................................................ 502
La catedral, único resto histórico de Rotterdam .......................................................... 504

X HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

14. Románico español ............................................................................................... 513

El traslado de los frescos románicos ........................................................................... 513
Las reformas de San Pedro de Roda ............................................................................ 518
El neorrománico de Santa María de Ripoll ................................................................. 521
Usos militares de San Vicente de Cardona .................................................................. 523
La Seo de Urgell despojada de añadidos ..................................................................... 524
La permanente reconstrucción de la catedral de Santiago........................................... 526
La catedral de Jaca transformada................................................................................. 533
San Juan de la Peña, recinto hermético ....................................................................... 535
Conflicto de competencias para restaurar Leyre.......................................................... 537
La restauración de Santillana en el Parlamento ........................................................... 540
La restauración del claustro de Silos ........................................................................... 542
La controvertida reconstrucción de Frómista .............................................................. 544
Deterioro del románico segoviano............................................................................... 546
Intervenciones al límite en San Vicente de Ávila ........................................................ 549
Inestabilidad de los cimborrios del Duero ................................................................... 551
La perturbada soledad del claustro .............................................................................. 555
La fragilidad del Mudéjar ........................................................................................... 561

15. Gótico español ..................................................................................................... 597

La catedral de León construida de nuevo .................................................................... 597
La fachada nueva de la catedral de Cuenca ................................................................. 601
Aciertos y errores en la catedral de Burgos ................................................................. 602
Nueva imagen para la catedral de Barcelona............................................................... 605
Hundimientos de la catedral de Sevilla ....................................................................... 608
La catedral de Oviedo objetivo militar ........................................................................ 612
Traslado del claustro de la catedral de Segovia ........................................................... 616
Complejos conjuntos catedralicios .............................................................................. 620
Torres mudéjares de Aragón en peligro ....................................................................... 626

16. El Císter en europa ............................................................................................. 647

Citeaux: restos del primer Císter ................................................................................. 647
Lo que queda de la abadía de Clairvaux ...................................................................... 648
Destinos industriales del monasterio de Fontenay ...................................................... 649

ÍNDICE XI

Las ruinas del Císter europeo ...................................................................................... 647
Destrucción y reconstrucción de Poblet ...................................................................... 655
Cien años de restauraciones en Santes Creus .............................................................. 658
La pervivencia de Vallbona de les Monges ................................................................. 661
Restauración del monasterio de Fitero ........................................................................ 662
La salvación del monasterio de Veruela ...................................................................... 663
Rueda de Ebro víctima de la contaminación ............................................................... 665
Santa María de Huerta restaurada................................................................................ 667
Las ruinas del monasterio de Moreruela ..................................................................... 669
Abandono y ocupación del monasterio de Oliva ......................................................... 671
Restos del monasterio de Ovila en EE.UU. ................................................................. 673

17. Arquitectura militar medieval ........................................................................... 687

Castillos, castillismo y sus secuelas ............................................................................ 687
La excesiva restauración de Carcasona ....................................................................... 688
La reconstrucción ecléctica de Pierrefonds ................................................................. 690
Las reformas de Windsor ............................................................................................. 691
Falsos castillos medievales ingleses ............................................................................ 693
La dudosa autenticidad del castillo de Malbork .......................................................... 694
Castel del Monte pristinizado ...................................................................................... 695
Transformaciones del castillo de la Mota .................................................................... 697
Coca, fortaleza y palacio de ladrillo ............................................................................ 698
El castillo de Sigüenza y el “estilo paradores” .......................................................... 700
Olite: una reconstrucción exagerada............................................................................ 702
Los incendios del Alcázar de Segovia ......................................................................... 703

Bibliografía ................................................................................................................ 719

This page intentionally left blank

PRÓLOGO
Ramón Yzquierdo Perrín

La valoración social de la arquitectura como patrimonio monumental indisolublemente unido
a la historia de quienes la crearon, a sus circunstancias culturales, geográficas y cualquier otra
índole que haya podido incidir en la génesis y construcción de un edificio es un fenómeno re-
lativamente reciente. Pocos son los que se plantean el origen de la obra, pero menos, todavía,
aquellos que reflexionan sobre los inciertos avatares que desde su origen ha vivido; los cambios
y transformaciones que ha experimentado para adaptarla a los diversos usos que haya podido
tener a lo largo de los siglos o, incluso, las destrucciones y mutilaciones que circunstanciales
acontecimientos han provocado en su fábrica. Da la impresión de que en la mente del especta-
dor el adjetivo inmueble, propio y consustancial a la arquitectura, es sinónimo de inmutable e
imperecedero. Pero nada más lejos de la realidad, como ponen de sorprendente y apasionante
manifiesto las páginas de este nuevo libro del profesor José Ramón Soraluce Blond.

Por sorprendente que pueda parecer no fue hasta los finales del siglo XVIII cuando entre los
Ilustrados franceses se comenzó a prestar atención al patrimonio arquitectónico y cuando,
también, se percataron de cómo la arquitectura había sido, y entonces lo era con especial
virulencia, objeto de la furia destructora de algunos que, con diferentes y discutibles razones,
hacían victima de su ideología a los edificios que tenían un origen y fin contrario a sus pre-
tendidos “ideales”. Los verdaderamente ilustrados no dudaron en denominarlos “vándalos”,
de donde deriva una historia poco conocida que, estudiosos como Louis Réau, no vacilaron

XIV HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

en denominar “historia del vandalismo”, que, en la práctica, era sinónimo de historia de la
destrucción y mutilación de obras arquitectónicas y, en general, de arte.

Réau se limitó, al parecer, a utilizar un término que, por primera vez, empleó Lakanal, más
conocido por haber fundado la Escuela Normal Superior, el seis de junio de 1793 en la Con-
vención francesa, donde pronunció una frase que resultó no sólo certera, sino especialmente
significativa y hasta profética: “Los monumentos y bellas artes, que embellecen un gran nú-
mero de edificios nacionales, reciben todos los días los ultrajes del vandalismo”. Como tantas
otras frases y discursos de aquellos tiempos debió de estimarse retórica y, quien sabe, si hasta
reaccionaria, lo que permitió que al año siguiente, 1794, el abate Grégoire, diputado en los
Estados Generales y poco después obispo constitucional de Blois, se atribuyera la paternidad
del término y explicara su pretensión: “Creé la palabra para acabar con la acción”. Fue-
ra Lakanal o Grégoire quien primero llamó la atención ante las injustificables destrucciones
monumentales de Francia lo importante es que, por vez primera, se cuestionaban tales demo-
liciones por constituir parte significativa del patrimonio histórico y artístico de la nación, lo
que, en pocos años, se entendió como un sonoro aldabonazo para generar en todos los estados
europeos un sentimiento positivo de protección de las obras.

Si en los últimos años del siglo XVIII había evidencia del valor del patrimonio monumental
y los problemas de su conservación, fue ya en el XIX cuando el preocupante y acuciante
fenómeno del “vandalismo” se aborda desde ópticas diferentes y se plantean diversas ideas
que desembocan en posturas distintas. “La conservación de los monumentos del pasado no es
simple cuestión de conveniencia o de sentimiento. No tenemos el derecho de tocarlos. No nos
pertenecen. Pertenecen en parte a los que los construyeron, y en parte a las generaciones que
han de venir detrás”. Estas acertadas frases podrían deberse a cualquier autoridad de nuestros
días verdaderamente interesada en la eficaz defensa del patrimonio arquitectónico, pero no es
así, tienen ya más de un siglo de vigencia y se encuentran en la obra de John Ruskin: “Las siete
lámparas de la Arquitectura”, publicada en Londres en 1890.

Si la destrucción monumental ha sido a lo largo de los siglos práctica frecuente y habitual,
sobre todo en momentos de revueltas y guerras, -sin salir de los límites de Galicia recuérdense
las destrucciones de edificaciones señoriales que tuvieron lugar durante las revueltas irmandi-
ñas del siglo XV-, el creciente poder destructor de las armas de fuego en los últimos siglos, en
particular en el XX, multiplicó y agravó los desastrosos efectos que las contiendas que en él se
desarrollaron en suelo europeo tuvieron para el patrimonio arquitectónico, en particular, y ar-
tístico, en general. Son proverbiales las gravísimas e irrecuperables pérdidas ocasionadas, en-
tre otros conflictos bélicos, por las dos guerras mundiales y la guerra civil española, episodios

Prólogo XV

de los que el libro del profesor Soraluce ofrece un significativo muestrario de monumentos
franceses, italianos, españoles que hicieron necesarias complejas y, a veces, discutibles inter-
venciones para que, como decía Ruskin, las generaciones futuras puedan enriquecerse con su
contemplación y estudio. Obviamente en tan dramáticas y hasta irracionales circunstancias de
poco valieron las legislaciones de protección y defensa del patrimonio artístico y monumental
que existían en los países intervinientes, por lo que cabe concluir que su eficacia casi siempre
se ve reducida a períodos de paz y concordia.

Al mismo tiempo que se consolidaba el interés por la defensa, conservación y restauración del
patrimonio monumental se producía a lo largo del siglo XIX un considerable avance en las
técnicas arquitectónicas, al incorporarse nuevos materiales, elementos y técnicas, así como un
creciente caudal de conocimientos relativos a la historia del arte, de los estilos y de los edifi-
cios en particular. La suma de tales circunstancias favorece que surjan posiciones distintas a la
hora de intervenir en un edificio histórico.

Las destrucciones y mutilaciones que sufrieron los monumentos franceses durante la Revolu-
ción aconsejaron que en 1795 se creara en París el Consejo de Construcciones Civiles, organis-
mo que se ocuparía de las construcciones hechas por el Estado así como del mantenimiento de
los edificios que de él dependían. Ante esta instancia, heredera de la antigua superintendencia
de construcciones civiles y del consejo de construcciones, pasaron los proyectos de restaura-
ción de las catedrales hasta el Segundo Imperio, momento en el que se reorganizó el servicio.

En 1838 Eugène Viollet-le-Duc es presentado a la comisión de monumentos históricos, tiene
veintiséis años y su primer proyecto se ocupó de la restauración de la iglesia de la Magdale-
na, en Vézelay. Desde entonces sus actuaciones muestran una clara tendencia restauradora
que tuvo amplia y duradera repercusión en numerosos países. Para Viollet-le-Duc restaurar
era volver la obra a sus supuestos orígenes, lo que le llevó, con frecuencia, a recrear lo que
no existía más que en su imaginación de arquitecto que elaboraba el proyecto de interven-
ción. Sus muchos seguidores comulgaron de tales planteamientos y los excesos fueron fre-
cuentes, muchos permanecen a la vista de quien analiza las obras aunque, sin duda, pasan
desapercibidos para el simple espectador, sin embargo el descrédito de la tendencia fue en
aumento por su intrínseca radicalidad. Al leer las páginas que el autor dedica a la recupe-
ración de los monumentos medievales franceses se entiende bien lo que supuso y cómo
todavía en nuestros días la visión que tenemos de las principales catedrales e iglesias galas,
románicas y góticas, está fuertemente condicionado por el aspecto y volúmenes que Viollet
y sus seguidores le confirieron.

no se sabe qué es peor. frases que. en 1897. debe procurar… que no se aperciba en las obras primitivas y en las representaciones posteriores. Valga como ejemplo el escrito que Viollet y Lassus enviaron al ministro de Justicia y Culto el treinta y uno de enero de 1845. . sino un pensamiento único y una sola mano encargada de su ejecución”. de la iglesia de san Martín de Frómista. Al igual que los restantes países europeos España no se vio libre de esta tendencia y. que la ignorancia deje caer en tierra lo que amenaza ruina. obra que se les había adjudicado unos meses antes. por lo que afirma que era práctica generalmente admitida “que el artista a quien se encomienda la restauración de monumentos antiguos. hacer desaparecer una gran cantidad de vestigios de valor. en particular en la actuación del arquitecto Matías Laviña. que establecían que “había que respetar el pensamiento primitivo acomodando las renovaciones al carácter de la fábrica y procurando que las partes antiguas y las modernas se asemejen y parezcan de una misma época”. nombrado su director en 1859. una restauración puede. el congreso de arquitectos aconsejaba que no se actuara con radicalidad en las restauraciones de los monumentos y sólo en el caso de que exista certeza se completen elementos mutilados. ¡Qué lejos están estas palabras de la praxis habitual en Viollet-le-Duc y sus seguidores!. cuya reconstrucción ha sido objeto de una reciente conmemora- ción en la que las imágenes anteriores a la intervención y las posteriores en poco se parecen. en el que tratan de los criterios que consideran ne- cesario aplicar en la intervención en Notre Dame de Paris. se recogen en el presente libro al hablar de las intervenciones en esta catedral. Afirman que: “una restauración puede ser más desastrosa para un monumento que las devastaciones de los siglos y las furias populares. ya que el tiempo y las revoluciones destruyen. aunque unos años antes. Un plan- teamiento similar se observa en la reconstrucción de la catedral de León. pero no añaden nada. reproducido por Soraluce. completa y termina por transformar un monumento antiguo en uno nuevo”. resta. quizá. Tales son las consecuencias entre nosotros de las teorías y praxis de Viollet-le- Duc y sus seguidores. más que tal refección. añadiendo nuevas for- mas. y cuyo esfuerzo mayor fue aplicar literalmente lo prescrito en 1850 por las Reales Órdenes. Al contrario. En este caso. igualmente desaconsejaba que se suprimieran elementos históricos existentes en el edificio para unificar el estilo del conjunto de la obra. oportunamente. o la actuación ignorante que añade.XVI HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA La percepción que Viollet-le-Duc tenía de cómo debían de realizarse las intervenciones llega a resultar contradictoria con sus propias actuaciones y con las de sus seguidores. uno de los ejemplos más significativos es la restauración. Con el mismo espíritu interviene en los últimos años del siglo XIX y primeros del XX Fer- nández Casanova en las obras de las portadas de la catedral de Sevilla.

no restaurar. que. así como de los elementos a restituir. en las que éstos deben de reponerse. sin re- hacer nada… En caso de tener que reponer alguna parte del edificio. fórmula inglesa. porque siempre será más poética y pintoresca una ruina cubierta de hiedra y jaramago que una obra. puede darse el “caso en que la conservación y la restauración se hacen imposibles. su ejemplo representativo es la intervención en el claustro de la catedral de Burgos. ya que “esta obra es absolutamente lícita y necesaria”. Es decir. la que Lampérez denomina: “restauraciones que no lo son y contra las cuales hay que prevenirse”. alguna de las cuales merecería hoy tan aceradas críticas que sería inviable. convirtió “en casa de renta”. según la cual toda restauración es una falsificación… con ella se quita al monumento su autenticidad y se hace desaparecer un documento para el estudio del arte. y hay que demoler el edificio”. críticas y rechazo a intervenciones excesivas y no siempre bien fundamentadas sucede en el siglo XX un criterio conservacionista. También contempla Lampérez la posibilidad de tener que efectuar. “La teoría antirrestauradora (conserva- dora). los “monumentos vivos” son los objetivos “de la verdadera restauración. Así se expresaba en 1915 Lámperez y Romea. no pasará de ser una falsificación”. cuyo ejemplo es la obra que el propio Lampérez llevó a cabo en la Casa del Cordón de Burgos. Conservar y no restaurar. “no cabe inventar nada”.… sin pretender una imitación en el originario… En último caso. ejecútese en el estilo actual. grave dilema en el que llega a señalar hasta siete categorías diferentes en función del estado y necesidades del edificio. y en caso de tener que hacer esto último. Seguidamente diferencia diversas categorías. se desconoce como serían los elementos que faltan. por bien ejecutada que esté. Por último. Tales planteamientos teóricos llevaron a Lampérez. Por ejemplo. desde el momento que la conservación no sea suficiente”. por diversas causas. a recoger la clasificación que el belga Cloquet había planteado entre monumentos muertos y vivos. imitar a los antiguos. PrólogoXVII Las cautelas. como se hizo en otras épocas”. antiguo palacio de los condestables de Castilla. “res- tauraciones totales”. ni pueden tener ya la belleza de utilidad”. dejar perecer el monumento. en las que pueden faltar “elementos perfec- tamente conocidos”. pues ni conocemos exactamente su constitución y destino. Siguen las “restauraciones parciales”. para evitar su demolición. Por el contrario. y concluía resumiendo tal postura en los siguientes puntos: “Conservar. Los primeros eran aquellos que “sólo cabe conservarlos. . no hacer más que lo absolutamente preciso para contener la ruina. El segundo tipo lo integran las “restauraciones fáciles” que más que tales cree que deberían considerarse “conservaciones”. Cuando. tratado por Soraluce en este nuevo libro. como las obras que entonces se acababan de realizar en la capilla dorada de santa Clara de Tordesillas. así expresada por Ruskin. probablemente más reconocido hoy como historiador de la arquitectura que como arquitecto. por el contrario. Situación en la que recomienda respetar “lo que conservarse pueda”.

en la Conferencia Internacional de Atenas. sobre todo. -el edificio-. restauración monumen- tal corre pareja a los avances legislativos relativos al patrimonio y desde la segunda década del siglo XX se dictan una serie de órdenes y disposiciones relativas a su conservación. Tales planteamientos los resume la siguiente frase de los hermanos Yárnoz Larrosa: “Restaurar no es solamente conservar lo existente. principio defendido. o Leopoldo Torres Balbás. en su caso. recibieron un definitivo respaldo cuando la Segunda República los adoptó como base para la protección del patrimonio monumental hispano. En este último caso su ejemplo es la desdichada Torre Nueva de Zaragoza a cuyo discutible ocaso también dedica su atención el presente libro. y si ni esto es posible háganse planos y fotografías previas y envíense los restos artísticos a un museo. Una vez trazados tales parámetros nada impediría la utilización de nuevos materiales en la consolidación monumental. A medida que avanza el siglo XX las tendencias de la restauración derivadas de las interven- ciones de Viollet-le-Duc pierden fuerza y se consolidan las de la conservación monumental. casi coinci- dían en sus planteamientos. en el caso de España. Puig i Cadafalch. a la con- solidación y reparación del monumento. sino reproducir para su perpetuación lo que antes hubo merecedor de perdurabilidad”. ca- talogación y preservación que tratan de huir de la retórica y errores de actuaciones anteriores que habían tenido en la declaración de Monumento Nacional su baza más efectiva. en el fondo. como los conservacionistas. y en las Comisiones de Monumentos. Pocos años después. existe. lo que exigía apoyar las intervenciones en una investigación histórica y documental previas. ya que su concepción de la arquitectura era similar al basarse en una postura racional que les llevaba a estudiar el edificio y su estilo. Tanto los partidarios de Viollet-le-Duc. por lo que Rodrigo Amador de los Ríos proclamó en 1903 que las declaraciones de monumento nacional que se . Este creciente interés por la consolidación. conservación y. en 1931. entre otros. lo que se hubiera perdido o no conclui- do pero siempre en el estilo original de la obra. restaurar o. se ha de “conservar o mantener lo que de él. a pesar de las limitaciones de todo tipo que padecieron y que llegaron a hacer inoperantes alguna de sus actuaciones. nombrado arquitecto-director de la Alhambra granadina en 1923. por el marqués de la Vega Inclán. aplicándose entonces las recetas oportunas que solían suponer la eliminación de cualquier transformación o añadido histórico. primando su valor histórico y evolución a lo largo de los siglos. sin reemplazar lo destruido o deteriorado por el tiempo o por los hombres”. en su caso.XVIII HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA aunque sea para convertirlo en “ruina pintoresca”. reponer y completar. planteamientos que. Torres Balbás plantea su teoría “ecléctica de la restauración conservadora” que suponía atender. En consecuencia. Casi podría resumirse en una palabra el proceso experimentado: se pasa de la conservación a la con- solidación. su mejor apoyatura.

en cuya redacción intervino Torres Balbás que. a lo sumo. ya que no obliga- ban al Estado a conservar y restaurar el edificio declarado. también afectaba a importantes edificios exportados a diferentes países. en particular a los Es- tados Unidos de América para satisfacer el deseo de acaudalados magnates de las finanzas que deseaban poseer no sólo obras de arte mueble. sin que. sobre las obras que ve. como especifica el estudio del profesor Soraluce. se promulgó la Ley del Patrimonio Histórico-Artístico. los edificios no siempre han sido como los vemos. en el fondo. y a lo largo del siglo XX. arqueo- lógicos e históricos”. constituye el Tesoro Cultural de la Nación y estará bajo la salvaguarda del Estado. a lo largo de los últimos ciento y pico de años una evidente evolución en la que las pretensiones han variado de forma sustancial. La restauración monumental ha tenido. exceptuando. Prólogo XIX hacían eran. ya que. con leves retoques. más o menos fundamentada. Plan- teamientos que se proyectan a círculos restringidos de estudiosos de la historia del arte y de la arquitectura. se plantee cuál ha sido el proceso seguido para que el edificio que comenta le ofrezca el aspecto. queda terminantemente prohibida la exportación de objetos artísticos. estuvo vigente durante el franquismo. ha sido objeto de alguna limpieza o de al- guna leve intervención para garantizar su estado actual. formas y volúmenes actuales. pues. cuyo accidentada historia se recoge en el presente libro. paleontológico o histórico haya en España de antigüedad no menor a un siglo. disposición especialmente oportuna ante el grave expolio que entonces sufría nuestro patrimonio artístico y que. sino también inmuebles. naturalmente. también aque- llos que. la inmensa mayoría de las veces cree que la obra se encuentra así desde el momento en el que se construyó y que. El Estado protegerá también los lugares notables por su belleza natural o por su reconocido valor artístico o histórico”. Es más. las obras de autores contemporáneos”. tengan un valor artístico o histórico indiscutible. Su artículo primero precisaba que su ámbito de aplicación eran: “cuantos inmuebles y objetos muebles de interés artístico. sin esta antigüedad. predomi- nando en la actualidad la idea de conservación y consolidación sobre cualquier otra. ya que el común de los mortales se limita a admirar y dar su opinión. arqueológico. En consonancia con tal precepto constitucional poco después. Como medida cautelar complementaria se dictaminó el diez de diciembre de 1931 que: “mientras la riqueza artística de España esté sin catalogar. una “patente de destrucción sin responsabilidad”. normalmente. como el monasterio de Ovila. por difícil que pueda parecer. especialmente en sus . A poner término a esta situación apuntaba el artículo 45 de la Constitución de 1931 que proclamaba que: “Toda la riqueza artística e histórica del país. La lectura del libro del profesor José Ramón Soraluce sin duda acercará a los estudiosos y amantes de la arquitectura histórica a su realidad. en 1933. sea quien fuere su dueño.

que quedaran bajo sus aguas trasladándolos a cotas más altas hemos de hacer un esfuerzo para recordarlo. entendida con un carácter amplio. Tal vez sor- prenderá a muchos que conjuntos tan emblemáticos como el del cromlech de Stonehenge. Si las noticias que nos ofrece son desconocidas en la mayoría de los casos. como por la necesidad de restañar las heridas causadas por las guerras mundiales y civil española. sin duda lograron. que “desde siempre” se han mantenido así. se ha salvado ninguno de los grandes edificios del patrimonio de cualquier país. todavía lo son más las antiguas imágenes que ejemplifican el estado de los monu- mentos antes de las intervenciones que les han dado el aspecto actual y de las que. no hay que sor- prenderse más porque lo mismo haya ocurrido con la inmortal e inmutable arquitectura egip- cia. ha sido más intensa que en períodos anteriores tanto por las posibilidades técnicas. casi olvidadas. Incluso quienes vivimos la construcción de la presa de Assuan y las apremiantes campa- ñas mundiales patrocinadas por la Unesco para conseguir el traslado de los famosos templos speo que Ramsés II había excavado en Abu Simbel y evitar. Otro tanto cabe decir de la arquitectura griega.XX HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA últimos cincuenta años. paleocristiana o de cualquier otro período. cuando el Re- nacimiento llamaba a las puertas de la mayoría de los estados de Europa. la actividad restauradora. Para todos es un libro apasionante. basta con echar la vista a monumentos tan emblemáticos como los edificios del arte prerrománico as- turiano. alzados y formas originales. altivos castillos y otros muchos edificios medievales siem- pre representativos del quehacer del hombre y de sus inquietudes y necesidades. El recorrido que el libro hace en sus páginas no sólo se ocupa de estos y otros muchos edificios señeros de Europa y de España. tan novedoso que casi se lee como una novela en la que cada edificio es un capitulo desconocido cuya trama nunca se sabe cual va a ser. así. El profesor Soraluce ofrece un amplio muestrario del devenir de la arquitectura a lo largo del tiempo. hace pocos años declarados patrimonio de la humanidad. que han llegado a nosotros después de experimentar profundas intervenciones que pretendieron y. o que decir de la inmarcesible Alhambra de Granada. Pero no hace falta recurrir a intervenciones especialmente complejas. puesto que en Italia lo había hecho con cien años de adelanto. re- cuperar su planta. casi siempre. apenas. Si la lejana arquitectura neolítica ha necesitado de intervenciones recientes. impredecibles desastres naturales. en rigor es una imagen que se acabó de consolidar y “retocar” en 1958 e incluso en años posteriores se completó. costosas y lejanas. siempre tan viejas. . comenzando en sus albores neolíticos hasta el final de la Edad Media. sino que desciende a humildes iglesias. quintaesencia del arte árabe en al-Andalus junto con la mezquita cordobesa. romana. tan nuevas y tan evocadoras de su propia historia y de un innegable romanticismo que les devolvió su peculiar embrujo. así como los inevitables y. culturales y econó- micas.

en cada página. No se alarme nadie. sino todo lo contrario. man- tiene despierto el interés del lector. susceptible de continuarse con nuevos volúmenes si. de olvido. se une el del estudioso de la historia de la arquitectura su valor se acrecienta con un enorme caudal de datos. simplemente. sino de una mayor consideración. Una vez que complete su ardua investigación se dispondrá no sólo de una historia de los más representativos edificios de la historia de la Humanidad. En la obra del profesor José Ramón Soraluce cualquier investigador o. Sólo una breve referencia. Una limitación todavía mayor se observa con respecto a la arquitectura posterior a la Edad Media pero. A lo largo de los numerosos edificios que. como si de una novela se tratara. en absoluto. hacen enojosa la lectura o consulta interesada del libro. desde luego. sino de sus transformaciones y restauraciones. acompañados de una selecta serie de notas y biblio- grafía que. No se trata. también en este caso. Prólogo XXI El libro es como una caja de sorpresas que. ocupa ya al profesor Soraluce. nos sorprende con precisos datos históricos relativos a su génesis. como es deseable. y un epígrafe dedicado a “la permanente reconstrucción de la catedral de Santiago” constituyen su presencia en el libro. el interés de la obra así lo demandara. interesa- do por la historia de los edificios más representativos de la arquitectura encontrará un enorme caudal de datos documentales y gráficos de muy difícil obtención y consulta la mayoría. se trata de un nuevo proyecto que. se estudian en el libro llama la atención del lector e investigador gallegos la escasa presencia de la rica y variada arquitectura antigua y medieval de Galicia. muchos de ellos inéditos. como ejemplo del devenir histórico. sigue con sus transformaciones y concluye con la recupera- ción de lo que se tiene como su aspecto original. común a amplias capas sociales. usos y restauración o consolidación de las obras estudiadas de manera magistral. de una abrumadora y enojosa tesis en la que las notas hacen engorrosa la lectura y consulta. Éstas son las justas para que el lector interesado en nuevos datos tenga las referencias precisas y concretas . como segundo volumen. Cualquier persona interesada en esta historia viva es el destinatario de una obra de investigación que compagina el rigor con la amenidad a través de una ágil redacción que no se embarulla y que. selección y estudio le ha permitido al autor ofrecernos este sin- gular libro que aúna en sus páginas historia. La edición de un tercer volumen dedicado a la ar- quitectura de Galicia completará este proyecto inicial. No se trata. Sólo una paciente labor de busca. pues. La razón no es otra que el compromiso del autor de dedicar a la arquitectura gallega un nuevo volumen en el que se traten exclusiva y pormenorizadamente los avatares sufridos por los edificios gallegos a lo largo de los siglos. Si a ese interés cultural. a santa Comba de Bande. más fo- tográfica que literaria.

también. Es. así como ofrecer a cualquier otra persona interesada en tales temas un útil libro de apasionante lectura y sólida y contrastada base. Tal es. . la finalidad otorgada a la selecta bibliografía de cada edificio o de quienes actuaron en él hasta darle el aspecto y formas actuales. a mi juicio. la obra de un profesor universitario que busca proporcionar a sus alumnos una base sólida y cierta para su estudio e iniciación en la investigación de la historia de los prin- cipales monumentos arquitectónicos. Santiago. junio de 2008. finalmente. el mérito del trabajo de investigación del profesor Soraluce que hoy ve la luz. tal es.XXII HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA para ahondar en su trabajo.

que se remontan a unos 14. Cartailhac reconoció con nobleza su anterior equivocación y rectificó lo creído hasta entonces. La longitud total de la cueva es de unos 270 m con trazado irregular. quien los publicó en 1935. la necesidad de construir duplicados de estos espa- cios ha convertido la conservación de los originales de los más primitivos espacios habitados por el hombre en un reto constructivo. constando de un vestíbulo y una galería.000 años. ya que consideraba imposible que obras de tal belleza y perfección naturalista se debieran a la actividad artística de los cazadores del Paleolítico.Capítulo 1 ORÍGENES Y MESOAMÉRICA Los duplicados de Altamira y Lascaux Aunque las cuevas rupestres de Altamira (Cantabria. España) y Lascaux (Francia) pertenecen al campo del arte y no al de la arquitectura. Una autoridad en tales estudios. No obstante. de Cartailhac. el especialis- ta francés M. Sainz de Sautuola y el profesor Vilanova y Piera acepta- ron y divulgaron desde un principio la autenticidad de las pinturas de Altamira. pero la sala lateral que contiene las mejores pinturas está a solo 30 m de la entrada y sus dimensiones son 18 m de largo. aunque su ver- dadera importancia no se reconoció hasta 20 años después de ser descubiertas y de dar cuenta de ello públicamente en medios internacionales. Los dibujos rupestres de Altamira. fueron reproducidos por primera vez por Breuil. cuando en 1901 se descubrieron parecidas realizaciones del arte rupestre prehistórico en las cuevas de Font de Gaume y Combarelles en Francia. negó la autenticidad de las pinturas y capitaneó la oposición más obstinada contra las afirmaciones del cántabro descubridor. 9 m .

que utilizó proyecciones fotográficas y pigmentos naturales. Sachtleben y E. formando parte de la sala de Prehistoria de la Tecnología Química. en una finca propiedad del Marqués de Comillas. deterioraban las pinturas. en 1928.65 m de altura. y que se realizase otro duplicado para instalarlo en el Museo Arqueológico Nacional de Madrid. con absoluta exactitud respecto del original.2 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA de ancho y de 1. hasta que su elección recayó en Altamira. aunque ninguno de esos dos intentos llegó a hacerse realidad. Así. como el elemento principal del parque temático “Ise-Shima”. La tercera está en Japón. Los contactos iniciales en torno a este proyecto corrieron a cargo de los especialistas alemanes R. aunque es un remedo parcial del techo. una para la ciudad de Munich y otra para Madrid. las del Museo de la Técnica de Munich y la del Museo Arqueológico Nacional de Madrid. De hecho. Pietsch quienes. la idea de la reproducción vuelve a aparecer. que el proceso de reproducción no implicase ninguna intervención directa sobre las pinturas. En el mundo existen tres reproducciones de la cueva de Altamira. La constante entrada de turistas transformó peligrosamente el microclima de la cueva provocando variacio- nes de temperatura y humedad que deterioraron las pinturas. el profesor Hugo Obermaier se desplazó a la Universidad de Chicago para dictar una serie de conferencias y gestionar una posible reproducción del techo con destino al Field Museum de aquella ciudad norteamericana. La masiva entrada de turistas había transformado el microclima de la caverna. Fue realizada por un equipo multidisciplinar alemán. se impusieron dos condi- ciones. Tiene 35 metros cuadrados y fue un precedente muy sólido para la réplica que se ha construido finalmente en Altamira. aunque la primera réplica parcial del techo de la cueva se realizó con dos copias. En aquel mo- mento se planteó la idea de construir una réplica que se pudiera visitar sin restricciones. pero son muestra de la inquietud existente sobre el estado de conservación de la cueva.1 a 2. entre 1931 y 1932. en rojo y ocre contorneadas en negro. En ella se ofrecen en paredes y techo representaciones de caballos y bisontes. visitaron 19 cuevas y abrigos decorados en Francia y España. Las oscilacio- nes en la temperatura y la humedad ambientales. La copia madrileña se hizo justo dos años después. invariables durante milenios. inaugurado en 1994. entre 1954 y 1955. gemelas. en noviembre de 1957. una cierva y un jabalí. Tras la autorización del Gobierno Español. Dos de ellas. efectuada por profesores de la Facultad de Bellas Artes de Madrid y pintores. El rigor más absoluto ha sido el principio fundamental a la hora de realizar la réplica. buscando el más idóneo para ser reproducido. En los años 70 fue imprescindible limitar drásticamente el acceso. . pocos años más tarde. La primera se hizo en 1962. cuando la cueva al- canzaba ya una media de visitantes de 250 a 300 personas diarias. Antes existió un proyecto consistente en la instalación de una copia de Altamira en Comillas.

Después de la Segunda Guerra Mundial se realizó un ensanche importante de la entrada. sobre los que se instaló la falsa superficie en cuya epidermis se reprodujeron las pinturas. Para lograr un efecto similar. así como un rebaje del suelo para facilitar la afluencia de turistas (cerca de 1200 visitantes diarios). permitió que las paredes pintadas de Lascaux recobraran el resplandor original. Un estudio detenido indicó que la causa principal de los daños era el exceso de anhídrido carbónico contenido en el aire. El lugar está cerca del original. las autoridades proyectaron la realiza- ción de una copia a tamaño natural de este santuario del Paleolítico. sin duda. al condensarse en las paredes.000 años. cuya réplica fue por fin inaugurada en los primeros ochenta del siglo XX y cuyo éxito ha jugado. El Ministerio de Asuntos Culturales. Para obtener algunas manchas machacaron carbón vegetal y lo extendieron con los dedos. (2) En el mes de marzo de 1980 se encargó el trabajo para reproducir los dos sectores más representativos del conjunto: la Sala de los Toros y el Divertículo Axial. ordenó el cierre de la cueva el 20 de abril de 1963. se han uti- lizado pinceles finos y espátulas. apareciendo después de algunos años manchas verdes en las paredes.(1) En 1963 se había cerrado al público la cueva con pinturas rupestres de Lascaux en Francia. A fin de compensar el perjuicio causado por el cierre. La nueva cueva es una estructura semienterrada. Encima se aplicó el color consiguiendo la textura de . corroía la roca de calcita. Se trataba de conseguir una verdadera cueva. para que el público pueda tener la misma vista sobre el valle que la que tuvieron los artistas del Paleolítico. un importante papel como impulso para la reproducción de Altamira. El gas provocaba una acidificación del vapor de agua espirado que. procedente de la respiración de los visitan- tes. Pedro Saura y Matilde Múzquiz durante tres años realizaron la parte artística del duplicado. cubierta con un cascarón de hormigón adaptado al volumen del original. a doscientos metros del original. con ambiente y ruido. ORÍGENES Y MESOAMÉRICA 3 El paso del tiempo hizo que las masas de color penetrasen en las grietas más estrechas del techo. bajo la dirección de André Malraux. Esta forma fue conseguida reproduciendo la curvatura del interior de las paredes y techo de la cueva. Las investigaciones demostraron que este deterioro estaba principalmente causado por la explotación intensiva del sitio. orientado exactamente igual. La anulación de las visitas. Los primeros indicios de deterioro de las pintu- ras aparecieron en 1955. por serios problemas de deterioro debido a las visitas masivas. Hace 15. los pintores de Altamira escogieron cui- dadosamente carbones vegetales procedentes de pinos muy alejados de la cueva donde vivían. comenzando así una compleja epopeya para reproducir este conjunto rupestre francés. y puesto que no se podía lograr con los dedos. con perfiles paralelos. eliminando las causas de la alteración y las condiciones climáticas. Del mismo modo se han utilizado carbones de materia vegetal para resaltar determinadas par- tes de las figuras.

4 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA la roca y la pigmentación de los dibujos. e incluso existe una miniatura francesa del siglo XIV que representa al mítico nigromante. unidas con dinteles. encerrando otras dos filas dispuestas en forma de herradura. En su interior. al igual que Carnac. cuando el lugar se convirtió . conocidos por el nombre de “agujeros de Aubrey”. no hay pasillos ni cámaras funerarias. época en la que se atribuía su construcción a los romanos. Stonehenge empezó a recibir visitas de curiosos y eruditos a mediados del siglo XVI. por lo que el monumento tendría sin duda otra finalidad. y de Mildford Haven a 250 km. pero. que en su “Historia de los Reyes de Bretaña” lo describe como el “círculo de los gigantes” y sitúa allí la tumba de Uter Pendragón. Enderezamiento mecánico de Stonehenge El emplazamiento del conjunto megalítico de Stonehenge en Salisbury. túmulos y dólmenes que encierran siempre una o varias cámaras funerarias. entre el 2800 y 1100 a. que no han sido repuestas. otras de los montes Prescelly en el País de Gales. Una zanja circular de cuatro metros de ancho por 1. Su erección se realizó en cuatro fases. De los emplazamientos megalíticos que se conservan en Europa. Existe un grabado de 1575 que reproduce el cromlech con casi todas las piedras en pie. sobre el talud.50 m. padre del rey Arturo. dos círculos de piedras erguidas. derivado del nombre de uno de los primeros exploradores del emplazamiento en 1650. Stonehenge no responde a ese formato. como Geoffrey de Monmouth en el siglo XII. los cuales montaban encima de las columnas o monolitos. El círculo lítico estaba formado por 30 columnas unidas por un dintel continuo de bloques cortos. erigiendo los famosos trilitos ante la mirada atónita de unos lugareños. En el grabado se pueden observar los famosos trilitos del círculo exterior y los menhires del interior. Gran Bretaña.C. Las transformaciones históricas que ha sufrido el conjunto megalítico no han sido pocas.. Varios autores romanos lo mencionan en sus obras. unas procedentes de Avenbury. relacionada con los astros. Stonehenge sirvió de cantera para construcciones hasta bien entrado el siglo XVII. salvo aquellas que fueron utilizadas en construccio- nes de casas y puentes de los alrededores. un segundo anillo está marcado con 56 huecos. Debemos preguntarnos que valor tiene admirar una copia en lugar del original. fue trazado según un plan preciso. de profundidad forma un primer anillo de un centenar de metros. a más de 200 km. con piedras de diferentes orí- genes. con cinco piedras más que se levantan aisladas. En otros textos de la época se atribuye su construcción al mismísimo mago Merlín. de tal manera que cada uno se apoyaba en dos pilares consecutivos. también lo hicieron algunos cronistas medievales. Luego viene la parte monumental de la obra. a una veintena de kilómetros al noroeste. la mayoría han sido identificados como sepulturas.

Hacia 1962 se arregló el suelo del interior del círculo con grava. o de hormigón para sostener y simular piedras. los acuarelistas ingleses se liberaron de la precisión del dibujo topográfico en sus obras. más numerosas desde que se popularizaron las ideas sobre la orientación astronómica de la construcción. monumento incluido. una obra de albañilería levantada en el siglo XX. El mismo aspecto de abatimiento reflejan los grabados divulgativos del siglo XIX. Grandes artistas como Turner o John Constable realizaron acuarelas de Stonehenge (1820 y 1825 el primero y 1836 Constable) donde muestran el desorden de las rocas medio tumbadas del mo- numento entre románticos paisajes surcados por aparatosos efectos atmosféricos. tras una investigación que analizaba la serie de intervenciones que han alterado Stonehenge en el siglo pasado y de las que no informa el Patrimonio Nacional Británico. en realidad. (3) Prácticamente nadie se preocupó por el mantenimiento de Stonehenge (que para entonces era atribuido a los druidas) hasta que el Inspector de Monumentos Pitt Rivers presentó un plan de protección hacia 1890. El monumento fue vallado para evitar accidentes. en la presencia de un policía que vigilase el cromlech. que el sagrado círculo de piedras es. una de las piedras del círculo exterior se vino abajo en 1897 y otra se derrumbó en 1900. que sustituyó a la tradicional hierba. como los publicados por Charles Knight en “Old England: A Pictorial Museum” de 1845. en una tesis doctoral. En 1915 los propietarios vendieron toda la finca. asimismo se cerró la carretera que bordeaba el monumento y se eliminó el parking. siendo adquirida la finca por la familia Antrobus en 1824. incluso con el uso de grúas. que consistía. Todo ello ha salido a la luz con una dura polémica. ni en las guías oficiales ni en su página web. que atraía a multitudes en el solsticio de verano. . El acceso al monumento fue cerrado en 1977 por razones de conservación. alcanzando su máxima expresión en los paisajes. básicamente. Finalmente. Ante la desidia de la familia Antrobus. al denunciar Brian Edwards. con la consiguiente polémica que contribuyó a aumentar la popularidad del sitio. Fue en este año cuando se llevó a cabo la reconstrucción. durante la última década del siglo XIX. ORÍGENES Y MESOAMÉRICA 5 en escenario de una feria rural anual. La actual equilibrada perfección circular del conjunto megalítico más famoso de la Historia del Arte es el resultado de sucesivas obras. en 1984 se prohibió definitivamente acceder a él. ante el temor de que el aluvión de visitantes pudiese causar un derribo. para enderezar y subir unas piedras sobre otras. que lo cedió al Estado en 1918. Esta segunda caída motivo el cierre del mo- numento ante el posible peligro para las visitas. al mismo tiempo que se encargó un estudio arqueológico a la “Society of Antiquaires”. Durante la primera década del siglo XIX. a Cecil Chubb. La siguiente intervención para consolidar los monolitos fue llevada a cabo en la década de los 50. en la que se levantaron seis de las piedras caídas y se fijaron con hormigón.

C. perteneciente al actual Irak. que pasaba por delante de los dos puertos de la ciudad. el caso más des- tacado de recuperación de un monumento. surcado y regado por numerosos canales procedentes del Éufrates. sin dependencias interiores. hecha de adobe.). Sim- bólicamente el templo representaba la gran escalera por donde la divinidad podía descender a la tierra. Taylor.C. Predominaban las construcciones sobre terrazas o plataformas para aislar los edificios de la humedad provocada por las crecidas de los ríos Tigris y Éufrates.6 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA La montaña de tierra: El zigurat de Ur. Shulgi (que reinó desde 2095 hasta 2047 a. Sus fun- ciones eran diversas: observatorio astrológico para estudiar el firmamento. Era una construcción maciza. en la región de Mesopotamia. como símbolo de una cultura y de una época en que Oriente Próximo controlaba el mundo conocido.C. una ciudad que fue el centro principal del culto a Nanna. utili- zaba el adobe y el ladrillo de arcilla secados al sol (debido a la falta de madera y piedra). inició . prácticamente desaparecido.). sólo que alcanzando hasta siete pisos escalonados. aparece el zigurat o “Templo montaña”. El zigurat de Ur no estaba aislado. o aprovechando colinas existentes. el dios lunar de la religión sumeria. capital del Estado más antiguo de la civilización. fue uno de los primeros que atraje- ron la atención de los arqueólogos. E.C. Fue reformado por completo du- rante el reinado del último monarca babilónico. cónsul británico en Basora. Este zigurat.C. Tenían rampas y escalinatas que conducían a un pequeño templete ubicado en el último piso. es el zigurat de la ciudad de Ur.. De toda la Historia de la Arquitectura antigua. igual que luego harían sus sucesores los asirios. con gruesos muros para dotarlos de consistencia y aislados del frío y calor extremos de la zona. El hijo y sucesor de éste. revestidas exteriormente de mosaicos para proteger el edificio de la lluvia y el viento y. con sus terrazas culminadas en un santuario. por el rey sumerio Ur-Nammu (que reinó entre los años 2113 y 2095 a. La arquitectura mesopotámica sumeria. La posición elevada en un país llano lo convirtió en lugar estratégico. o centro de adivinación donde los astrólogos-sacerdotes leían el futuro e interpretaban los presagios. Incluso hoy se ven desde su cúspide los zigurats de Eridu y de Al’Ubaid. Nabonides (que reinó entre 556 y 539 a. lugar de culto don- de se ofrecían sacrificios a los dioses y se celebraban espectaculares procesiones. En el período neosumerio. lo que los acerca a la arquitectura de las pirámides. pero recubierta de gruesos y altos muros de ladrillos esmaltados. El gran zigurat de Ur fue erigido aproximadamente en 2100 a. entre 2150 y 2015 a. a la vez. Ya en 1854 J. dotarlo de brillo y visto- sidad artística. se alzaba en un paisaje urbano y agrícola.) finalizó su construcción. Su estructura deriva de los anteriores templos sume- rios.

aunque las pruebas científicas indican que fue simplemente una catástrofe local. ORÍGENES Y MESOAMÉRICA 7 su excavación.5 km². del que no quedaba ninguna constancia arquitectónica como para construirlo de nuevo. destacando por su riqueza arquitectónica y escultórica. Es uno de los conjuntos monumentales más importantes de esta cultura. ba- bilonia y hebrea. era una simple rampa de tierra. La amplia escalera central. oculto en esta- do ruinoso bajo una montaña de arena del desierto. Dentro de la ciudad se descubrieron miles de tablillas cuneiformes que contenían documentos administrativos y literarios del periodo transcurrido desde 2700 hasta el siglo IV a. cerca del río Usumacinta.C. pero se estima que sólo se ha excavado y recuperado menos de un 10% de la superficie . El área descubierta hasta 2005 abarca 2. Pero los grandes descubrimientos fueron hechos entre 1922 y 1934 por el arqueólogo británico Leonard Woolley. no sea tan grande como Tikal o Copán. bajo la dirección de los arqueólogos británicos Reginald C. El Museo Británico comenzó las excavaciones del lugar y del vecino El-Obeid en 1918 y 1919. y que contenía tesoros artísticos de oro. la expedición desenterró toda la zona del tem- plo y partes de los barrios residencial y comercial de la ciudad. El descubrimiento más espec- tacular fue el de la tumba real. R. que se iniciaba muy lejos del cuerpo del zigurat y continuaba hasta la plataforma superior. reconstruyéndolo tal y como debió ser en sus orígenes. Los niveles más profundos de la ciudad mostraron huellas de una inundación. Los restos del solado cerámico de sus te- rrazas permitieron localizarlas y calcular las alturas de los distintos niveles de la construcción. supuestamente el diluvio de las leyendas sumeria. Hall. El zigurat de Ur fue así rehecho en gran parte. bronce y piedras preciosas. Tras esta etapa fructífera de la arqueología occidental.C. que excavando bajo del zigurat halló partes de edificios que se remontaban a miles de años atrás. que data de hacia 2600 a. ubicada en el estado mexicano de Chiapas. aproximadamente. con sus terrazas y la monumental escalera. Thompson y H. Solamente se dejó inacabado el cuerpo final del santuario. aunque. En el siglo XIX el zigurat era una simple montaña de tierra. Estas excavaciones pertenecían a una expedición conjunta del Museo Británico y el Museo de la Universidad de Pennsylvania. comparada con otras ciudades mayas. plata. durante el siglo XX vino la fase política de reinvención del monumento como símbolo de la nación. de la que había desaparecido prácticamente todo el revestimiento cerámico que le daba forma. Los monumentos perdidos de Palenque Palenque es una de las antiguas ciudades mayas. Los descubrimientos demostraron que la muerte del rey y la reina de Ur fue seguida por la muerte voluntaria de sus cortesanos y asistentes personales y de los soldados y músicos de la corte. H. (4) Además de excavar completamente el zigurat.

culto pro- motor de las excavaciones de Pompeya durante su gobierno como rey de Nápoles. permaneciendo aún más de mil construcciones de todo tipo cubiertas por la selva. En el siglo XVII los españoles fundaron en sus cercanías la comunidad de Santo Domingo de Palenque. que se apoderó de to- das sus estructuras hasta su práctica desaparición. José de Echevarría. acompañado del pintor de origen guatemalteco Ricardo Almendáriz. donde toma la identidad de uno de los dos gemelos que derrotaron a los señores del inframundo y alcanzaron la inmortalidad. que llegaba en dos tramos a la cripta funeraria de Pacal. que organizara una exploración de los monumentos arqueológicos de Tabasco y Yucatán. El rey de España Carlos III. Las raíces separaron los bloques y las obras arquitectónicas se convirtieron en colinas de tierra y piedra de las que sobresalían algunos restos de los edificios. que las descubrió en 1773. La región era conocida por los indígenas como “Palenque”.(5) En 1987 Palenque fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Las noticias modernas de aquel mundo las debemos a Ramón de Ordóñez y Aguilar. cuando los dibujos levantados de los relieves se publicaron en el primer libro . el Templo de la Cruz y la Pirámide de las Inscripciones. con una pronunciada pendiente y un paramento de piedra que debía estar decorado con relieves hechos en estuco policromado. que se encuentran dentro del templo. el Palacio. donde se narra la historia de la dinastía regente en la ciudad y los hechos de Pakal el Grande. La Pirámide de las Inscripciones está formada por un templo maya construido sobre una es- tructura escalonada de planta rectangular estrecha. La ciudad estaba abandonada cuando tuvo lugar la conquista de México en el siglo XVI por Cortés. significando la primera prospección arqueológica de las civilizaciones precolombinas. Arribaron a Palenque el 3 de mayo de 1787. entre otras cosas.8 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA que alcanzó la ciudad primitiva. Palenque fue abandonado y quedó cubierto completamente por la selva. En el interior del templo una losa cubría la escalinata que descendía al interior de la pirámide. con lo que Palenque se convirtió en el primer conjunto maya descubierto y explorado por Occidente. cal y canto. encomendó en 1786 al Gobernador de la Audiencia de Guatemala. aunque los resultados no se harán públicos hasta el año 1822. famosa por tres tableros de roca con inscripcio- nes jeroglíficas. Tanto el sarcófago como la losa que lo cubre y los muros de la cripta están decorados con bajorrelieves que muestran. como la Pirámide del Adivino. que significa fortificación. con sus pirámides– templo. La pi- rámide estaba realizada en mampostería de tierra. La primera visita de un europeo a Palenque fue la de Fray Pedro Lorenzo de la Nada en 1567. escribiendo un informe de su visita a la selva de Chiapas y sobre los restos encontrados al Capitán General de Guatemala. la muerte de Pakal y su descenso al inframundo. La encomienda de una expedición se hizo a Antonio del Río. sin prestar atención alguna a las ruinas mayas. con amplio frente y menor costado.

publicado en Londres con el título Descriptions of the Ruins of an Ancient City. discípulo del pintor David. ORÍGENES Y MESOAMÉRICA 9 divulgativo sobre Palenque. desataría una enorme curiosidad en Europa. el mismo método que tuvo que utilizar Waldeck. que visitaron las ruinas en 1805-1806. en las que se aprecia como la maleza había sido parcialmente desbrozada . acompañado del dibujante mexica- no Luciano Castañeda. y luego a John Lloyd Stephens y Frederick Catherwood a explorar la ciudad. Al llegar a la bóveda examina- ron. que era un buen dibujante. Llegaron a Belize el 3 de noviembre de 1839. Juntos descubrieron la pirámide del Templo de las Inscripciones. ya que la vegetación no permitió contemplar el conjunto en toda su grandeza hasta avanzado el siglo XIX. Tras su regreso a New York. Cuando finalmente llegaron. en busca de la ciudad perdida. angostos corredores y cámaras subterrá- neas del complejo residencial del Palacio. hombre culto y habilidoso ilustrador. antorcha en mano. tardando seis meses más en alcanzar Palenque. Ambos continuaron su trabajo hasta identificar el resto de los templos piramidales de la zona. pasó dos años en Palenque haciendo bosquejos que serían publicados en 1866. el anticuario Johan-Friedrich Waldeck. Catherwood comenzó sus dibujos. el gobernador de las Honduras Británicas envió a Patrick Walker y Herbert Caddy. en los que difícilmente se adivinan las estructuras escalonadas de sillares de las pirámides. Los primeros exploradores tuvieron que realizar quemas de vegetación. Chiapas y Yucatán. Bajo sus pies estaba la tumba de Pakal. mientras Stephens exploraba los macizos laberintos de habitaciones abovedadas. sus jeroglíficos. ilustrado con los grabados y litografías de Catherwood. Carlos IV de España encomendó al militar Guillaume Dupaix una segunda expedición de exploración a Palenque. Los dibujos de detalle publicados no recogían vistas completas de las pirámides. el mayor difusor con sus dibujos de aquellas ruinas ocultas en la selva. En 1832. No podían saber que se encontraban encima de lo que llegaría a ser uno de los descubrimientos arqueológicos más famosos del mundo Maya. publicaron el libro Incidentes de viaje por Centroamérica. que no sería descubierta hasta un siglo después. en 1840. Mientras tanto. discovered near Palenque. Su grabado de una de las pirámides. El fotógrafo francés Desire Charnay hizo las primeras fotografías de Palenque en sendas visi- tas de 1858 y 1882. irreconocible bajo una maraña de vegetación. Era la temporada de las lluvias y tuvieron que abrirse paso por una selva impenetrable. inexistentes y convertidas en montañas de tierra repletas de vegetación tropical. produciendo daños irreparables a los estucos decorados que aún se conservaban. oculta por la vegetación y coronada por una pe- queña construcción. Stephens era un famoso y pintoresco escritor de viajes que se unió a la expedición del dibujante Frederick Catherwood. En 1807 Castañeda hizo más pla- nos de la ciudad y dibujos que aparecieron publicados igualmente en la citada edición inglesa.

te- nía los mejores ejemplos de la arquitectura y el arte de la sociedad maya. ligeramente desplazado hacia el sur para dejar un espacio ritual delante de la entrada. A lo largo del período colonial son múltiples las menciones que se hacen de este lugar. efigies del dios Kukulcán. que descubrió. también conocida como el Castillo. Las primeras . siendo imposible identificar los restos exteriores originales. con los anillos del crótalo. Los monumentales edificios que cercaban la gran explanada ceremonial de la ciudad estaban presididos por una gran pirámide dedicada al dios Kukulcán. El templo superior. comercial y política. estimándose que se levantó alrededor de los años 435 y 455.5 m. Como metrópolis religiosa. culminaba en su cota superior a 24 m. Miguel Ángel Fernández se consagró. envió a un equipo de excavación e investigación encabezado por el arqueólogo mexicano Alberto Ruiz L’Huillier. a los trabajos de exploración y reconstrucción sistemática de Palenque. Luego las ruinas serían también fotografiadas por el explorador británico Alfred Maudslay en 1890. Su nombre significa “en la orilla del pozo de los itzáes”. considerado el enterramiento más importante de Mesoamérica. unas más interesadas por sus relieves y otras por los edificios. A través del vestíbulo abovedado se accedía a un local cuadrado. y la cola.(6) En 1999 ya se habían excavado más de 750 edificios. la tumba de Pakal el Grande. En la base de la escalinata norte se asentaban dos colosales cabezas de serpientes emplumadas. se abre por un triple vano con dos colum- nas en forma de serpiente. Las expediciones arqueológicas a Palenque en el siglo XX han sido numerosas. Luego se han reconstruido los monumentos y las pirámides con nuevos revestimientos de sillares de piedra. en cuyo interior se levantan dos pilares que soportan la cubierta. abandonado. mediante el Instituto Nacional de An- tropología e Historia (INAH). el cuerpo forma el fuste. de los más de 1500 que se esperan encontrar. Los excesos de Chichén Itzá Chichén Itzá es una de las más importantes ciudades de la Cultura Maya. al que se accedía por grandes escalinatas en el centro de cada cara de la pirámide. de altura con un templo rectangular. se levanta contra el friso superior representando al animal símbolo de Quetzalcoatl. des- truido e invadido por la selva mucho antes de la llegada de los españoles a México. escrita en la segunda mitad del siglo XVI. hasta hacer olvidar por completo la etapa selvática del conjunto. Levantada sobre una plataforma de 55. hasta 1949.10 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA sobre las estructuras de tierra. de lado. La boca constituye la base a ras del suelo. entre 1933 y 1945. Frans Blom trazó en 1923 el mapa de la parte reconocible de la ciudad. que en la actualidad pertenece al estado mejicano de Yucatán. uno de los edificios más altos y notables de la arquitectura maya. bajo el Templo de las Inscripciones. La primera mención de Chichén Itzá conocida en Occidente la hizo Fray Diego de Landa en su obra “Relación de las Cosas de Yucatán”. cuando el gobierno mejicano.

Sylvanus Morley y Alfred Kidder estuvieron a cargo de las investigacio- nes arqueológicas del sitio. Al mismo tiempo que se desarrollaban estas inves- tigaciones. el gran juego de pelota y las plataformas de la Plaza Norte. que además tenía la intención de estimular el turismo en la zona. Más laboriosa y sin duda excesiva fue la reconstrucción total de los monumentos. las interesantes fotografías de Desiré Charnay en 1860. una imagen detallada del sitio arqueológico y de su arquitectura monumental. que encabezó los trabajos en la zona. Los directivos de la Carnegie Institution dieron el visto bueno a las propuestas de Morley. Maudslay. con la mampostería de cal y canto que rellenaba su interior a la vista y cubierta por la maleza. trabajaron en el sitio de manera independiente. dos excelentes fotógrafos y exploradores. que había publicado una gran compilación acerca de la escritura jeroglífica y las inscripciones del calen- dario maya(8). para financiar el proyecto propuso un sistema de contribuciones provenientes de suscripciones públicas. Morley. ORÍGENES Y MESOAMÉRICA 11 exploraciones interesadas en estudiar los antiguos vestigios no se organizaron hasta 1840. por primera vez. En 1900 Edward Thompson adquirió la hacienda de Chichén Itzá por la suma de 75 dólares. propiciando el Gobernador de este Estado la construcción de una línea ferroviaria entre la capital y la zona arqueológica. aún convertidas en montañas de tierra y vegetación. durante el año 1842. el austríaco Teobert Maler y el inglés Alfred P. como director del proyecto. hasta conseguir una imagen absolutamente reconstruida del pasado.(7) Catherwood pintó los restos de la pirámide de Kukulcán. A finales de la década de 1970 se consolidaron las fachadas Sur y Este del Castillo. José Erosa y Miguel Ángel Fernández dirigían otro proyecto mejicano encargado de consolidar el Castillo. gracias al trabajo y dibujos que realizaron en dos semanas de estancia en el sitio. como se aprecia en fotografías de finales del siglo XIX. nos muestran la gran pirámide maya completamente descarnada. toda ella invadida por la vegetación. aprovechando los pocos restos existentes. Entre 1880 y 1890. Entre 1923 y 1925. en representación de la Carnegie Institution. durante los siguientes dieciocho años. sobre todo. además de consolidar y reconstruir estructuras tales como el Templo de los Guerreros y el Caracol. Los grabados del siglo XIX y. entre otras construcciones. reconstruyendo sus esquinas de sillería. cuando los famosos exploradores John Lloyd Stephens y Fre- derick Catherwood dieron a conocer la vieja ciudad al mundo. Primero proce- dieron a la deforestación de la ciudad maya y la limpieza de los edificios. con escasos restos de sillares. Se levantó un mapa detallado del conjunto. supervisando temporadas de excavaciones arqueoló- gicas y de restauración. mucho después que Palenque. recubriendo con mampostería los muros y rehaciendo sus dos escaleras. . con escasas huellas del despiece de las gradas y las escaleras laterales desaparecidas. Sus respectivas publicaciones pusieron a disposición del público.

según la tradición maya. accesible mediante una escalinata por el lado norte.000 habitantes que no dejó de crecer. El estamento dominante en este periodo vivía dentro del recinto ceremonial. Uno de los principales problemas para entender a Chichén Itzá como ciudad era lo incompleto de la excavación y restauración en la principal zona visitable. se encuentran las ruinas de una civilización agrícola que se estableció allí unos 600 años antes de Cristo. con una altura total algo superior a 63 m. Esa cultura floreció y mantuvo el comercio con muchas regiones de Mesoamérica. justificándose una actuación profunda. formada por cuatro caras inclinadas y escalonadas. Bajo la mampostería de la construcción que la cubría. cuya plataforma tenía 16m. De hecho. ubicados alrededor de los grandes edificios. La ciudad estaba dividida en barrios. y las grandes áreas de plazas y construcciones se amontonaban e impedían apreciar la ciudad. En este periodo se construyó la gran pirámide del Sol. esta llevaba ya siete siglos en ruinas.12 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Durante las exploraciones hechas por los arqueólogos en el interior del cuerpo macizo del Castillo descubrieron otra pirámide menor. quemas. La arqueología ha definido cuatro fases en la historia de Teotihuacan. etc. Más de 750 años después desapareció. La conocida como Teo- tihuacan I. El templo superior. estas ruinas impresionaron de tal modo a los aztecas que les impusieron de nombre Teotihuacán. Pero la considerable diferencia entre el estado original en que se encontró la ciudad y su excesiva reconstrucción es muy evidente y sospechosa. con una población de unos 50. con una estructura cuadrada de 30m. llegando su alfarería hasta Guatemala. construido sobre la anterior. Teotihuacan resucitada En Teotihuacan.. con el exterior revestido de piedra irregular y cortada sin pulir. de lado. hoy desapa- recido. como lugar sagrado y restringido. desconociéndose quiénes fueron los autores de la construc- ción de la mayor ciudad ceremonial de la América precolombina. de base casi cuadrada (222 m x 225 m). En esta época se inició también la . situadas una detrás de otra. rematada con un templo. Un gran número de edificios semiexcavados se destruía paulatinamente por erosión. dataría de la segunda mitad del siglo XI o de comienzos del siglo XII. En otro tiempo se creyó en la autoría de los aztecas. Mientras que la primera pirámide construida se remontaba a finales del siglo X. que en su idioma náhuatl significaba «El lugar de los que siguen el camino de los dioses». cuando aparece el asentamiento dos siglos antes de Cristo. está formado por dos cámaras abovedadas. el Castillo. en la plataforma superior. La pirámide está construida casi por completo de barro. pero cuando éstos descubrieron la ciudad. la pirámide antigua estaba intacta. mucho más antigua. habiéndose abandonado la ciudad hacia 1200. cerca de Ciudad de México. de alto.

terminada en el segun- do periodo. éstas eran difícilmente reconocibles. que fue mandado derribar y destrozar por el obispo Zumárraga. El templo de Quetzalcoatl que se halla a una cierta distancia de las dos pirámides. dejándose unos . silencio y olvido sobre aquella llanura repleta de colinas de tierra. la extinción de la fauna o una larga sequía. La segunda mitad del siglo VII es la fecha más probable para datar el fin de Teotihuacán. Aunque el testimonio documental más importante es la colección fotográfica de 123 imágenes captadas por el francés Desiré Charnay en distintos yacimientos de Mesoamérica. sin ningún tipo de ornamentación. ni escaleras. el siglo XIX los dio a conocer a través de pinturas. Ya para el año 800 la ciudad se encontraba completamente deshabitada. Una invasión por parte de otros pueblos mesoamericanos acabó destruyendo aquella metrópoli. situado al final de la gran Avenida de los Muertos. Estaba soterrado bajo una pirámide de pare- des lisas. ORÍGENES Y MESOAMÉRICA 13 construcción de la segunda pirámide mayor del conjunto. excavados y parcialmente re- construidos en las exploraciones realizadas entre 1962 y 1964. la de la Luna lo será en 1878. Las imágenes que recoge de las pirámides del Sol y la Luna son delatoras de la situación de práctica desaparición de cualquier estructura arquitectónica en las mismas: ni terrazas. La decadencia de esta ciudad ocurrió entre el 650 y 750.(9) En las etapas finales se construyeron gran cantidad de templos. también se rehicieron las escaleras de los accesos centrales. aunque sabemos que sobre la cumbre de la montaña de tierra y vegetación que era entonces la pirámide del Sol se conservaba un enorme ídolo de pie- dra. Luego. Cuando los españoles estuvieron sobre sus ruinas. que se reconstruyó en los años siguientes. sólo colinas de tierra. grabados y litografías. causado por la deforestación. la de la Luna. como la escalera monumental de la pirámide de la Luna. La ciudad sagrada resucitó de aquellos montones de tierra. taludando de nuevo la tierra y revistiéndola con cantos de piedra irregulares tomados con mortero. por causas inciertas. La reconstrucción de Teotihuacan continuó hasta límites insospechados rehaciendo pirámides menores. En 1905 se iniciaron las obras de desescombro y reconstrucción de las dos grandes pirámides. bajo la dirección del arqueólogo mexicano Leopoldo Batres. llamado así al confundirlo con algún tipo de fortificación antigua. Teotihuacan II. Como en el resto de los yacimientos precolombinos. en el que los edificios se recubrieron de cal y se pintaron. con casi todas las grandes piedras de los escalones des- trozadas y esparcidas por la plaza. pavimentos y todo tipo de construc- ciones excavadas. fue un descubrimiento arqueológico de 1918. que había sido destruida a propósito. en la Avenida de los Muertos. También reconocieron los españoles el edificio conocido como “La Ciudadela”. ni revestimientos. especulándose con fallos del ecosistema. La pirámide del Sol convertida en montaña es representada en 1832. entre ellas las que realizó en Teotihuacan durante su visita de 1880 a México.

El hallazgo más importante desde que los especialistas empezaron a explorar en 1998 el corazón de la pirámide de la Luna. que encontró la tumba de Tutankamón. continuadores de la larga lista de aventureros que des- de el setecientos hurgaban en los yacimientos. La invención del palacio minoico de Knossos El siglo XIX y las primeras décadas del XX. los mejicanos consideraban este tipo de cavernas como senos maternos en los que habían sido engendrados el Sol y la Luna y los antepasados de la especie humana. en un tiempo remoto. La segunda secuencia histórica nos muestra la vida del propio Evans y de su sorprendente descubrimiento. más que a la arqueología. que fue usada como centro sagrado antes y después de la construcción de la estructura superior. descubridor del Palacio Real de Knossos en la isla de Creta. con un túnel que avanzó lentamente debido al peligro que presentaba el relleno formado de piedras sueltas. con una desmedida afición por la mitología y las leyendas del pasa- do.(10) En 1971 los arqueólogos descubrieron por azar que a unos 6 m. otro sorprendente descubrimiento reciente en la misma excavación. enterrados en su interior. fueron tres edificaciones más antiguas. la primera hace referencia a la arquitectura del complejo minoico. nos encontramos con la realidad actual. El nuevo perfil del excavador decimonónico respondía más al romántico enamorado de la Historia que al anticuario expoliador. colocadas sobre el núcleo de tierra de la construcción. fueron los restos de doce guerreros. diez de ellos decapitados. donde la mitología situaba el laberinto donde el rey Minos encerró al Minotauro. Finalmente. Finalmente. que nos relata cómo se reconstruyó el edificio preclásico. Los casos más destacados fueron los de Howard Carter. y Arthur John Evans. bajo el terreno de la pirámide de la Luna existía una caverna natural de casi 100 m2.14 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA curiosos testigos del estado inicial. realizada por un equipo internacional de arqueólogos. Tres historias se desarrollan sobre el tema. Heinrich Schliemann. en sitios donde la tradición presuponía la existencia de un pasado soterrado. con mejor o peor fortuna. continuación de las anteriores. entonces abandonados. previo a la aparición del Arte Griego. decidido a invertir su propia fortuna organizando expediciones y campañas. en una de las intervenciones más discutidas y criticadas de la Historia . vieron proliferar a numerosos aficionados a las excavaciones. al rehacer solamente las caras delanteras de las pirámides menores en las plazas. anteriores a la propia pirámi- de. una tercera historia. como un eslabón en la Historia de la Arquitectura mediterránea. que desenterró Troya. Con anterioridad a la conquista española. para recuperar piezas con las que explotar el lucrativo negocio del coleccionismo de objetos históricos.

compró la finca donde hipotéti- camente se situaba el palacio real. se levantó hacia 1900 a. Akoumianakis. carente de sólidas evidencias. en el que se sustenta posiblemente el mito del Minotauro. la antítesis de las teorías antirestauradoras de Ruskin de sumo respeto a las ruinas. como un modelo de restauración inaceptable. que reconstruyó la escalinata principal del palacio. Fábricas. en 1931.C. . Aunque algo importante consiguió Evans al desenterrar los restos del palacio: la comprobación de su laberíntico trazado. ORÍGENES Y MESOAMÉRICA 15 del Arte. que no debería repetirse. no pudieron iniciarse los trabajos de excavación. Entre 1900 y 1929. Evans. Cuando se terminó la reconstrucción ideal del conjun- to. la fértil imaginación de Evans se tradujo en una reconstrucción literal. columnas. acometió las ex- cavaciones después de que éste último abandonase similar empeño tras seis años de intentos infructuosos. Georgius Antoniou y E. La “inventada” Knossos sería puesta en tela de juicio.C. de la conferencia internacional de la que salió la “Carta de Ate- nas”. la capital de la Creta minoica. Con el paréntesis de la Primera Guerra Mundial las obras se prolongaron hasta 1932. Christrian Doll. Hasta que Creta se independizó de Turquía. El palacio de Knossos. se procedió a la construcción del conjunto que descubrió Evans. hasta que entre 1370 y 1350 a. más próxima a la invención que a la restauración. Atenas fue sede.. Para ello se apoyó en algunos arquitectos como el restaurador griego Theodore Fife. publicándose los trabajos en The Palace of Minos at Knossos. Como admirador de Ludwig Schliemann. en los que contó con la ayuda del arqueólogo Duncan Mackenzie. en 1899. ni siquiera es una anastilosis. erudito inglés de considerable fortuna. aunque sufrió dos destrucciones consecutivas. recreando con profusión artística cuantos espacios encontraba. suelos y pinturas al fresco salieron de las manos de hábiles artesanos que aportaron su cualifi- cación profesional a la reintegración casi completa del edificio. (11) La más dura crítica que se puede hacer a la reconstrucción de Knossos es la falta de criterios científicos empleados.

9 Wolf. 7 Bourbon y Poljak: “Las ciudades perdidas de los mayas: vida. pág. Leonar. “An Introduction to the Study of Maya Hieroglyphs” Carnegie Institution..“Old England: A Pictorial Museum”. 11 Evans. 7. Londres 1921 – 1935. Sylvanus. arte y descubrimientos de F. Madrid 2002. Fatás. 6 Ruiz Lhuillier.. “Pueblos y culturas de Mesoamérica”. Arthur J. Palenque”. México 1906. A. 8 Morley. Philadelphia 2005. Carlos Rudy. Figs 5 y 6. Leopoldo. “Teotihuacan”. 5 Larios Villalta. P. 10 Batres. M.3. “Architectural Restoration Criteria in the Maya Area”. J. “Un Museo para el Paleolítico” en “Redescubrir Altamira”. 4 Woolley. . de la Dirección General de Bellas Artes y Bienes Culturales de Francia. México 1973.16 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Notas capítulo 1 1 Lasheras. London 1845. por la que se convocan las ayudas para la reproducción de cuevas de arte paleolítico. Londres 1954. Barcelona 1999. 2 Resolución de 24 de julio de 1998. INAH-SEP. Universidad de Pennsylvania. “Excavations at Ur: A Record of 12 Years’ Work”. “The Palace of Minos at Knossos”.A.. 4 vol. Eric. y Albert. Charles. Arqueolo- gía N. Was- hington 1915. México 1959. “El Templo de las Inscripciones. 3 Knight. Alberto. Ca- therwood” . Colección científica.

Duplicado de la Cueva de Altamira (foto. Perigord) 4. Inv. Gob. Retoques en la réplica de la Cueva de Lascaux (foto Cent. Réplica de la Cueva de Altamira en el Deutsches Museum Altamira en Munich 3. Estado de los megalitos de Stonehenge en 1934 . ORÍGENES Y MESOAMÉRICA 17 1 2 3 4 5 1. Descubrimiento de la Cueva de Lascaux en 1940 por M. Ravidad (foto S. Kodak) 5. Cantabria) 2.

Zigurat de Ur antes de la reconstrucción del siglo XX 9.18 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 7 6 8 9 6. Elevacion mecánica de los bloques de Stonehenge en 1958 7. Zigurat de Ur restaurado en la actualidad 10. Stonehenge restaurado en 1958 (foto de 2005) 8. La piramide del Adivino de Palenque en 1860 antes de su re- construcción (foto Desire Charnay) 10 .

ORÍGENES Y MESOAMÉRICA 19 11. Pirámide El Castillo de Chichén Itza en 1860 (foto Desire Char- nay) 13. Teotihuacan pirámide del Sol en 1880 sin recubrimiento ( foto 11 Desire Charnay) 12 13 . Piramide de Palenque en 1894 (foto Maudslay) 12.

Pirámides de Teotihuacan antes de su reconstrucción (foto de 1905) 15. Pirámides de Teotihuacan en proceso de reconstrucción (foto 1930) .20 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 14 15 14.

(foto Evans) 18. Construcción de la escalera del palacio de Knossos en 1905 (foto Evans) 19. ORÍGENES Y MESOAMÉRICA 21 16 17 18 16. luego reconstruido por completo. Reconstruccion de Knossos inventada por Evans (foto M. Excavación del Salón del Trono de Knossos. Helenico) 19 . Reconstrucción de Templo de Quetzalcoatl en Teotihuacan (foto de 1921) 17. Cult.

This page intentionally left blank .

ANTIGUO EGIPTO 23

Capítulo 2

ANTIGUO EGIPTO
Evolución en la construcción de pirámides

La pirámide del faraón egipcio Zoser (III dinastía) está considerada como la pirámide más
antigua del mundo y se erigió en piedra alrededor del año 2650 a.C., iniciándose con ella un
período de expansión sin precedentes de este tipo de construcciones funerarias en el Antiguo
Egipto. Para su ubicación el faraón eligió la necrópolis de Sakara, una zona muy próxima a la
ciudad de Menfis, que ya había sido utilizada por otros reyes y príncipes egipcios muchos años
atrás. Hasta aquel momento las tumbas regias consistían en la realización de una excavación,
con muros perimetrales inclinados sobre los que se superponía una losa, dando lugar a una
pirámide truncada plana, conocida como mastaba.

La estructura de la pirámide de Zoser en Sakara equivale a 6 grandes mastabas superpuestas,
construidas en fases sucesivas en las que se revisaba el plan original. Parece ser que los tres
primeros niveles se construyeron como tres mastabas independientes y no fue hasta la cuarta
fase cuando se tuvo la intención de hacer una pirámide escalonada como monumento fune-
rario unitario. El proyecto se debe a Imhotep, el primer sacerdote-arquitecto de la historia, y
su obra se convertirá en referente para la construcción de las futuras tumbas regias egipcias.
La estructura se construyó con bloques de piedra caliza silícea, mientras que el revestimiento
era de piezas de piedra pulida con un espesor de 2m. Esta edificación formaba parte de un
complejo para celebraciones que incluía un templo y diversos espacios para procesiones,

24 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

restaurados en el siglo XX. A pesar de tratarse de la primera construcción de este tipo, la
pirámide escalonada de Zoser alcanza unas dimensiones impresionantes: 140m x 118m en la
base y 60m de altura.

El sucesor de Zoser, el faraón Sekhemkhet, intentó emular la tumba de su padre a pocos
metros de la misma con el mismo Imhotep como director de las obras. Posiblemente, fue la
muerte prematura del faraón la que hizo que las obras fuesen abandonadas. Los restos de esta
pirámide inacabada fueron descubiertos en 1952 por Zacaría Goneim, conservador de la ne-
crópolis de Sakara, alertado por una leve elevación del terreno al sudoeste de la pirámide de
Zoser, que en los mapas de la zona aparecía como una formación natural. En la excavación,
realizada entre 1951 y 1959, Goneim, tras desenterrar los muros que rodeaban lo que parecía
un complejo funerario, encontró, según sus propias palabras: “una serie de muros indepen-
dientes, sucesivos, cada uno con una inclinación de 75 grados hacia dentro, mientras que las
piedras formaban un ángulo recto respecto a los muros”. (12) Se desconoce la altura que debía
alcanzar la pirámide pero se cree que estaba destinada a superar en, al menos, un nivel a la de
Zoser. El sucesor de Sekhemkhet, el faraón Khaba repitió el intento de dejar su propia pirá-
mide escalonada para la posteridad pero, al igual que su antecesor, tuvo que conformarse con
una mastaba, pues, en este caso, los arquitectos encargados de la obra no tuvieron la capacidad
técnica necesaria para lograr la meta propuesta.

Muchos de los datos obtenidos por Goneim en la excavación de la pirámide de Sekhemkhet
permitieron a los expertos identificar una pirámide, hasta entonces anónima, situada en la ne-
crópolis real de Zawiet el-Aryan, a 5 km al sur de Giza, como la perteneciente al faraón Khaba.
La base de esta pirámide es de 84m x 84m, aunque sólo se llegaron a levantar las primeras hi-
ladas de sillares, alcanzando una altura de 20m. Se cree que el resultado final sería muy similar
al iniciado por su antecesor en Sakara. El último rey de la tercera dinastía, el faraón Huni, se
aproximó en gran medida a la materialización del sueño de sus predecesores, pero no pudo ver
terminado el proyecto. La pirámide iniciada por Huni es la que hoy se conoce como “el-haram
el-kadhdhab” o falsa pirámide de Medium, ya que el perfil que hoy es visible no se parece al
de ninguna otra. Su extraño aspecto se debe a que fue construida en varias fases con un núcleo
central taludado, sufriendo un derrumbamiento parcial que sepultó a los operarios.(13)

La parte que hoy es visible en Medium se corresponde con los escalones 3º y 4º de la es-
tructura de siete niveles y el 5º y 6º de la de ocho. Buena parte de las zonas externas de los
niveles intermedios se vino abajo junto con el material de recubrimiento, mientras que los dos
primeros escalones permanecen en su mayor parte sepultados bajo los escombros y la arena.
La singularidad de esta pirámide la hizo objeto de numerosas investigaciones y excavaciones

ANTIGUO EGIPTO 25

parciales desarrolladas en diferentes fases: Browne en 1793, A. Mariette en 1871-1872, G.
Maspero en 1881-1882, F. Petrie en 1891 y 1899, A. Rowe en 1929-1930.

El faraón Snefru se confirma como el gran renovador en el levantamiento de pirámides al
iniciar una nueva construcción más cerca de la de Zoser, también en Sakara. Esta pirámide se
construyó en dos fases distintas: la primera de ellas con un ángulo de 52º teniendo como obje-
tivo ser la primera pirámide perfecta de caras lisas. Se cuenta que el derrumbamiento de la fal-
sa pirámide tuvo lugar mientras se construía esta segunda, por lo que Snefru ordenó cambiar la
inclinación de las caras para asegurar el éxito de la obra. A media altura se produce un cambio
de dirección en las aristas para formar un ángulo de 43º grados dando lugar a la conocida como
pirámide romboidal. Otras hipótesis apuntan al ahorro de materiales y la necesidad de rematar
las obras rápidamente como las causas del singular aspecto de la construcción.

A 2 km al norte de la pirámide romboidal, en Dashur, Snefru mandó construir la conocida
como pirámide roja, que será la primera tumba piramidal regular erigida en Egipto. En lugar
de tener la inclinación normal de 52º, toda la construcción se achata realizando su trazado con
un ángulo base próximo a los 43º. La altura alcanzada es por tanto menor (no llega a los 100m)
mientras que la base es mucho más amplia (213m x 213m). Recibe el nombre de pirámide
Roja por el tono rojizo de los bloques de piedra empleados en la construcción de su núcleo,
que quedaron visibles tras el saqueo del recubrimiento de piedra caliza pulida, con lo que el
núcleo estructural ha sufrido, durante siglos, una fuerte erosión por el viento cargado de arena
del desierto. En 1980 miembros del Instituto Arqueológico Alemán, realizando excavaciones
en Dashur, encontraron fragmentado el bloque de piedra que coronaba el vértice de la pirá-
mide. Lo reconstruyeron y fue instalado en los recintos del templo Alto, al pie de la cara este
de la pirámide, del que apenas quedan unos muretes de adobe. Las tres pirámides erigidas
por Snefru superan en volumen al complejo funerario de Giza, con lo que se puede decir que
Snefru es el mayor constructor de la historia de Egipto.

Un último paso en la evolución de la arquitectura de las pirámides lo supone la necrópolis de
Giza, ciudad situada en la orilla occidental del Nilo, a unos 20 km. de El Cairo. Giza forma-
ba parte de la necrópolis de Menfis, que se extendía a lo largo de más de 40 km. Sobre una
suave meseta se eleva uno de los complejos funerarios más fascinantes de todos los tiempos,
con sus tres grandes pirámides y la Esfinge. Fueron construidas entre los años 2500 y 2465
a.C., un intervalo de tiempo muy corto si tenemos en cuenta la magnitud y complejidad del
conjunto. Las tres pirámides principales, Keops, Kefrén y Micerinos, se colocaron en direc-
ción norte-sur, rodeadas por mastabas que albergaban tumbas de la familia del faraón res-
pectivo. Comenzaron a construirse unos cien años después de haberse terminado la pirámide

26 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

escalonada del faraón Zoser en Sakara, lo que nos da una idea de la rápida evolución de esta
tipología arquitectónica.

La mayor de las tres pirámides la construyó Keops. Las dependencias situadas en su interior,
así como el sistema de corredores y pasadizos, es el más complejo de todas las construidas
hasta el momento. El aspecto exterior de la pirámide también presenta una innovación, al ser
la única pirámide que no tiene las caras lisas, sino cóncavas. Cada una de sus caras está do-
blada por la mitad formando dos triángulos isósceles que se abrean de la horizontal un ángulo
que no llega a 1º. Esta concavidad a simple vista no se aprecia, pero en los días de equinoccio,
cuando los rayos del sol naciente inciden sobre la pirámide, una parte de la cara queda en
sombra y la otra iluminada. Este efecto fue observado y descrito por primera vez en 1880 por
el investigador británico Petrie y ha sido confirmado posteriormente.(14) Al pie de la pirámide
quedan cuatro grandes huecos que en su día contuvieron las llamadas barcas solares. Una de
ellas, descubierta en 1954 por el joven arqueólogo egipcio Kamal al-Mallakh, se conserva en
un pintoresco museo levantado recientemente junto a su emplazamiento original.

El revestimiento exterior de piedra pulida se conservó en buen estado hasta el siglo XIV, cuan-
do un terremoto azotó la zona provocando el desprendimiento del manto blanco. Posterior-
mente, los turcos otomanos utilizaron los bloques desprendidos para diversas construcciones
en la cercana ciudad de El Cairo. A la llegada de las tropas de Napoleón a Egipto, la base de
la Gran Pirámide estaba oculta bajo la ingente cantidad de escombro de su propio material de
revestimiento junto con la arena transportada por el viento del desierto. A las órdenes de los
científicos, las tropas de Napoleón se dispusieron a retirar parte de la escombrera a los pies de
la pirámide, para permitir tomar medidas de sus dimensiones. En 1837 el oficial del ejército
inglés Howard Vyse buscó una entrada en la cara meridional usando dinamita para abrir un ac-
ceso, pero sólo consiguió hacerle una enorme cicatriz. Las restauraciones de la gran pirámide
han consistido en la recolocación de sillares desprendidos del núcleo estructural así como la
retirada del enorme volumen de arena que hacía invisibles las tres pirámides secundarias aso-
ciadas a la principal y, en el siglo XX, la inclusión de sistemas de iluminación y ventilación.
A partir de 1995 se ha desarrollado un proyecto de protección del conjunto de Giza, poniendo
especial atención en la gran pirámide. Ésta ha sido cerrada al público en numerosas ocasiones
para limpiar las paredes interiores, así como para reforzar con argamasa grietas abiertas en
alguno de los paramentos de las cámaras y corredores.

No se sabe con exactitud cuando fue desmantelado el recubrimiento de la pirámide de Kefrén.
Algunos historiadores apuntan que ya en tiempos de Ramsés II se mandó retirar parte de los
sillares de caliza para la construcción de un templo en Heliopolis y también se cree que la

ANTIGUO EGIPTO 27

mayor parte de la capa superficial fue arrancada entre 1356 y 1362 para construir la mezquita
de Hassan. Los saqueadores no pudieron retirar la piedra caliza blanca pulida en la zona más
alta y aún hoy puede admirarse la perfección en la talla y el encaje de sus sillares. El historia-
dor árabe Abd as Salam establece la apertura y profanación de los pasadizos de la pirámide
en el año 1372. Posteriormente se volvieron a cerrar hasta que en 1818 el arqueólogo italiano
G. Batista Belzoni los encontró de nuevo. En 1837 el egiptólogo Pierring realizó la primera
exploración completa del entorno de la pirámide y su interior, elaborando un plano bastante
detallado de la misma. En 1853 Mariette trabajó en las excavaciones del entorno de esta pirá-
mide descubriendo una impresionante estatua de diorita del faraón.

Nubia era la región que suministraba a Egipto oro, marfil, pieles y otras materias primas de
lujo, por lo que los faraones egipcios siempre tuvieron un especial interés por dominar la zona.
Con este propósito iniciaron multitud de campañas hasta conquistar el que se denominaba
reino de Kush. En la época Baja del Imperio, este dominio se perdió instaurándose el reino de
Napata como independiente. Por entonces, Meroe era una ciudad secundaria del reino, hasta
que en el año 590 a.C. la capital fue saqueada, pasando Meroe a ocupar su lugar en el reino que
se extendía entre Assuán y lo que hoy es Khartum, bajo el dominio de los llamados faraones
negros.(15) A pesar de la enemistad entre los nubios y sus vecinos egipcios del norte, los nubios
copiaron el sistema de enterramiento para miembros de las familias reales en forma de pirá-
mide, si bien la tipología empleada difería sustancialmente respecto a las pirámides del Egipto
faraónico. En el caso de las pirámides de Meroe, éstas tienen un tamaño mucho más modesto,
con una altura que apenas sobrepasa los 20m. Se utiliza un ángulo para trazar las caras de unos
65º- 68º frente a los 52º de la pirámide de Keops. Estas pirámides carecen de la pieza monolí-
tica de coronación, terminando en una pequeña plataforma sobre la cual se colocaba un círculo
de piedra como símbolo solar. Estaban precedidas todas las pirámides por una entrada a modo
de los pilonos, que se unían a la base mediante un pequeño tramo de corredor cuyos muros
laterales estaban decorados con relieves y pinturas referidos a la vida del difunto.

La necrópolis de Meroe consta de un conjunto de más de 40 pirámides, de dimensiones diver-
sas, ubicadas en una colina cubierta por dunas. La disposición de estas pirámides no parece
obedecer a un plan preconcebido sino que cada miembro de la familia real o personalidad
de la época la mandaba construir allí donde le parecía conveniente. El investigador George
A. Reisner, estudiando las distintas estructuras, elaboró una teoría por la que el tamaño de
cada una de las pirámides era directamente proporcional a la duración del reinado de su
constructor. Viajeros europeos, como James Bruce en 1772 y Richard Lepsius en 1844, de-
jaron constancia de la existencia de estos monumentos, pero no es hasta principios del siglo
XX cuando el antiguo reino de Kush recibe una atención específica. En 1909 John Garstang

28 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

excavó en las cercanías de Begrawiyah, y aunque con los datos recabados pudo establecer que
se trataba de la antigua ciudad de Meroe, mencionada en los escritos de Herodoto, no llegó
a reunir datos más específicos.(16) Entre 1916 y 1923 se excavaron los campos de pirámides
de El-Kurru, Nuri y Barcal junto con los de Meroe. En esta expedición, llevada a cabo por la
Universidad de Harvard y el Museo de Bellas Artes de Boston bajo la dirección de George A.
Reisner, se reunió una gran cantidad de piezas que fueron distribuidas entre las ciudades de
Boston y Khartum. Los resultados de estas expediciones no fueron publicados hasta 1950, y
fue entonces cuando se descubrió que los habitantes de esta región tenían un sistema de escri-
tura propio. En las distintas expediciones realizadas, sobre todo por entidades internacionales,
se desarrollaron labores de reconstrucción del conjunto de la necrópolis.

La mayoría de las pirámides se encontraban en estado de ruina, como montones informes de
escombros tapados por la arena. Muy pocas excepciones conservaban la estructura más allá
de la mitad de su altura así como el pórtico de entrada. En algunos casos los trabajos de res-
tauración se limitaron a la reubicación de sillares, pero en otros se rehicieron completamente
nuevas de forma parcial o total. El afán por alcanzar una apariencia equiparable a la original,
provocó que estos elementos se observen hoy en el conjunto, en el que predominan las ruinas,
como una caricatura de lo que en algún tiempo debió ser, llegando a completar las caras o
la coronación con sillares revestidos de piedra blanca pulida, evidenciando, con la distinción
de materiales, la radicalidad de la intervención. Lo mismo sucede con los pórticos de entrada
a las mayores pirámides del conjunto, uno de ellos reconstruido en la parte más alta de los
pilonos y la cornisa, con una precisión geométrica que contrasta fuertemente con el estado
general de su entorno más inmediato. La hipotética honestidad teórica de la intervención llega
a ofrecer un aspecto ridículo.

La esfinge mutilada

La gran esfinge se ubica a los pies de la pirámide central en la necrópolis de Giza, la del fa-
raón Kefrén perteneciente a la IV dinastía, del que se cree que es su propia representación.
Lo que sí se sabe es que el rostro pertenece a un faraón, ya que luce el “nemes”, típico tocado
faraónico, además del “ureus”, amuleto en forma de cabeza de cobra o de buitre que sale de
la frente de la colosal estatua. En la cultura egipcia es usual representar a los dioses mediante
anatomías híbridas, mezclando el cuerpo de un humano con la cabeza de un animal. En el
caso de la esfinge es al revés, con la cabeza del faraón y el cuerpo de un león. Es por esto
que se le ha dado un carácter de guardián, recibiendo históricamente el nombre de “Padre del
Terror”. Esta esfinge es la primera que se construye en Egipto y la más grande de todas las
esculturas jamás construidas por los faraones. Aunque hay muchas teorías sobre la datación

ANTIGUO EGIPTO 29

de su construcción, la mayoría de los egiptólogos afirman que es contemporánea de las tres
grandes pirámides.

Para su construcción se aprovechó una gran roca de piedra caliza existente al este de la pi-
rámide de Kefrén, de manera que la enorme pieza de unos 70m de longitud y 20m de altura
está esculpida en su mayor parte en un solo bloque, con añadidos de sillares del mismo tipo
de piedra, que sirvieron para definir de una manera más precisa el contorno del cuerpo del
león y las patas. Cabe destacar la gran desproporción que existe entre el cuerpo y la cabeza,
atribuida en parte a problemas estructurales en el seno de la roca madre que obligaron a alargar
el cuerpo del animal.

Tras mil años de existencia, la esfinge se hallaba prácticamente cubierta por la arena cuando el
faraón Tutmosis IV no sólo la desenterró, salvándola de quedar totalmente sepultada, sino que
mandó esculpir entre sus patas la escena que representaba un sueño legendario del monarca.
En época Ptolomeica la esfinge fue restaurada varias veces y ya en época romana, quizá con
el emperador Septimio Severo, tuvo que ser desenterrada de nuevo, aprovechando las obras
para construir un santuario en el seno de la misma. Se cree que son también de esta época las
grandes escaleras adosadas al lado este del templo así como el muro de contención de ladrillos
y piedra construido con el fin de proteger la colosal escultura de la erosión provocada por las
tempestades de arena. Cuando Herodoto visitó Egipto en el siglo III a.C., no dejó constancia
en sus escritos de la existencia de la esfinge, por lo que es posible que en esta época debiera
encontrarse totalmente cubierta por la arena.

Hasta la llegada de las tropas napoleónicas a Egipto, la imagen que tenían los distintos estu-
diosos de la necrópolis de Giza y de la esfinge distaba mucho de la realidad. Diversos dibujan-
tes de los siglos XVI y XVII representan la esfinge como un gato, con el cuerpo mucho más
achatado que el real, o como un gusano rodeado de multitud de pirámides esbeltas e incluso
obeliscos. En otros dibujos la esfinge aparece representada como una mujer desnuda, caso de
la ilustración de Sebastián Serlio en su tratado de Arquitectura.

Napoleón ordenó a sus tropas desenterrar la estatua, que en aquel momento no mostraba más
que la cabeza sobre la superficie de arena que la cubría. Se procedió también a medirla, momen-
to del que Denón dejó varios bocetos como testigo. Algunos estudiosos achacaron a Napoleón
los daños sufridos en el rostro de la estatua, alegando que el francés había mandado arrancar
la nariz para minimizar sus marcados rasgos raciales. Esta hipótesis es falsa, ya que, como po-
demos ver en numerosas ilustraciones anteriores, la nariz ya no se encontraba en este momen-
to, comprobándose a posteriori que la destrucción del rostro fue obra del musulmán fanático

30 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

Mohammed Saím al-Dahr, hacia el año 1380, al interpretar la estatua como la representación
de un dios. Se dice también que las tropas mamelucas ejercitaban su puntería tomando como
blanco el rostro de la esfinge. Como consecuencia de esta práctica se observan hoy en día
multitud de perforaciones en los pómulos y los ojos de la figura, así como una de las grietas
que cruza la frente. El labio superior también está gravemente dañado y la cabeza de serpiente
que coronaba el tocado y las barbas se desprendieron, conservándose algunos fragmentos re-
cuperados de la arena en el Museo de El Cairo y en el Museo Británico.

Ya en el siglo XIX, con el desarrollo de la egiptología, numerosas entidades nacionales e in-
ternacionales se interesaron en la conservación del monumento, realizando importantes dona-
ciones que han facilitado las labores de protección y estudio de tan singular elemento. En 1816
una sociedad inglesa aportó la cantidad de 450 libras para que de una vez por todas se desen-
terrase por completo la estatua, trabajo que no se concluyó hasta dos años después. Es en este
momento cuando se descubre la escalinata romana y las extremidades anteriores del león con
el recubrimiento de sillares. Se descubrió también la inscripción ordenada por Tutmosis IV y
otros relieves que dejan constancia de la actuación de Ramsés II. En 1886 el director general
de los Servicios de Antigüedades de Egipto, Gastón Máspero, mandó retirar la arena que había
vuelto a cubrir de nuevo la esfinge hasta el pecho. Años más tarde, en 1925, el mismo Servi-
cio, esta vez dirigido por Variase, procedió nuevamente a despejar el entorno de la escultura,
descubriéndola una vez más hasta el zócalo. Es en este momento cuando se reconstruye parte
de los sillares de recubrimiento de las garras delanteras, obra que levantó una fuerte polémica
entre los numerosos estudiosos del monumento, por la colocación de nuevos sillares tomados
con hormigón. Se reforzó la zona del cuello, la parte más débil gravemente erosionada.

En los años finales del siglo XX, los trabajos de conservación han sido muy numerosos y prác-
ticamente continuos, dirigidos en su mayor parte por el egiptólogo Kamal Wahid, director del
Consejo Supremo de Antigüedades de Egipto para Giza. Se ha revestido de argamasa en varias
ocasiones para proteger la piedra de la erosión del viento y la arena, sobre todo en la zona
del pecho y del cuello. En 1980 se retiraron los sillares añadidos en la restauración anterior,
produciéndose enfrentamientos entre los egiptólogos egipcios y europeos por los métodos
empleados hasta entonces por los primeros.(17) En varias ocasiones también se planteó la re-
construcción de la nariz para dar a la esfinge un aspecto más cercano al original pero, debido
a numerosas críticas, esta idea siempre se ha abandonado, igual que la propuesta de cubrir el
monumento con una estructura acristalada, que fue ridiculizada en los medios locales, como
si el majestuoso felino faraónico se hubiera convertido en un “perrito doméstico albergado en
su caseta”, como describe el Académico Luis Monreal en 1996, con motivo de su ingreso en
la Real Academia Catalana de Bellas Artes de Sant Jordi.(18)

ANTIGUO EGIPTO 31

Restauraciones del templo de Karnak

El complejo de Karnak, situado a unos 3 km de la cidad de Luxor, y con sus más de 100 ha de
extensión, es el mayor conjunto de arquitectura religiosa jamás construido por el hombre. El
nombre actual de Karnak se debe a la aldea cercana, mientras que su nombre original era “Ipe-
tisut”, traducido como “el más selecto de los lugares”. Karnak fue durante el Imperio Nuevo
el centro del mundo conocido, algo determinante para una construcción de tales dimensiones.
Gran cantidad de faraones quisieron dejar su huella en el templo de templos, añadiendo cada
vez más y mejores dependencias, ampliando las existentes y utilizando las mejores técnicas y
materiales. Está formado no sólo por el recinto principal dedicado al dios Amón sino también
por multitud de templos y capillas consagradas a otras divinidades, estructurados en tres com-
plejos principales; en el centro el de Amón, al sur el de la diosa Mut, esposa de Amón y al nor-
te el de Montu, dios de Tebas, cuyo culto fue relegado a un segundo plano por el de Amón.

El núcleo del gran templo de Amón fue construido sobre un túmulo, que se consideraba sa-
grado desde antiguo y, desde este punto central, el complejo comenzó a extenderse no sólo
en dirección al Nilo, como venía siendo habitual, sino también hacia el sur. En la dinastía XII
se erigió la capilla blanca jubilar en el patio del Imperio Medio y el santuario de la Barca. A
pesar de la refinada arquitectura de la capilla, ésta fue destruida en tiempo de Amenofis III,
para ser reconstruida de nuevo por los arqueólogos Pillet y Chervier a mediados del siglo XX.
Tutmosis I rodeó el santuario con un muro y el V pilono tallado en piedra arenisca, estructu-
rando el interior mediante un peristilo. Frente al pilono construyó una sala hipóstila y rodeó
nuevamente el complejo con otro muro en el que se abre el IV pilono para resolver la entrada.
Delante de este pilono se erigen dos obeliscos de los que hoy en día sólo se conserva uno en
pie, mientras que el otro está destrozado. Hatshepsut construyó la capilla Roja, recientemente
reconstruida, seguida de las cámaras de las ofrendas. El faraón Tutmosis III erigió un santua-
rio para la barca sagrada en granito rosa, entre las capillas de la reina Hatshepsut, que más
tarde sería sustituido por una capilla similar erigida en tiempos de Filipo Arrideo, sucesor de
Alejandro Magno.(19)

En época cristiana, las dependencias construidas por Tutmosis III fueron utilizadas como igle-
sia. Los muros posteriores en la actualidad se encuentran prácticamente destruidos. Amenho-
tep IV, más conocido por su nombre helenizado Akhenaton, construyó el templo de Atón al
este del complejo, utilizando bloques con una talla específica, muchos de los cuales formaban
parte del pilono II. Otro faraón, Seti I, construyó la gran sala hipóstila en la que recientemen-
te se han recolocado numerosas estatuas entre las columnas. Su sucesor, el gran constructor
Ramsés II, mandó levantar un pequeño embarcadero y la majestuosa avenida de las esfinges,

32 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

que precedía a la actual entrada, esfinges que llegaron decapitadas al siglo XIX. También es
el responsable de los dos colosos que flanqueaban el pilono II, de los que sólo ha llegado a
nuestros días un pie. La enorme estructura de entrada al templo esta inacabada, como se puede
constatar al observar la evidente diferencia de altura en su superficie, los bloques sin labrar
y el hecho de que parte de las superficies carece de relieves. Además, se conserva una rampa
construida para facilitar los trabajos, que nunca llegó a retirarse. La última fase de las obras
del complejo se llevó a cabo tras el saqueo de los asirios dirigidos por Asarhadón y Asurbani-
pal en el 665 a.C.

La mayor parte de los destrozos sufridos por el templo no fueron reparados por los sucesivos
faraones, que se limitaron a añadir nuevos elementos, como es el caso del pabellón de Taharka
y el primer pilono de Nectanebo I. Al daño causado por el saqueo asirio se sumaron los destro-
zos provocados por un terremoto en el 27 a.C. Este seísmo derribó gran parte de las columnas
de la sala hipóstila, así como la mayor parte de las cubiertas de las distintas dependencias. Los
emperadores romanos pusieron en marcha alguna restauración parcial e incompleta, pero se
dedicaron a utilizar el templo como fuente de objetos valiosos y obeliscos más que a recons-
truirlo o a mantenerlo. El año 383 de nuestra era es clave para entender la aceleración que
experimenta el proceso de destrucción del templo, cuando el emperador Teodosio suprime los
cultos paganos expulsando a los sacerdotes egipcios del templo. El recinto quedó abandona-
do, convirtiendose sus estancias en iglesias y sacristías. Los cristianos asentados en el recinto
se ensañaron con los relieves, martilleándolos concienzudamente, mientras que otros fueron
manipulados para incluir simbología cristiana, como cruces y aureolas.

Las tempestades de arena se encargaron de cubrir durante siglos las ruinas del complejo, que
permaneció en el olvido. El primer mapa del emplazamiento lo realizó la comisión de sabios
acompañantes de Napoleón entre 1798 y 1801, que, junto con las descripciones de Denon, nos
dan una idea de la deplorable situación de Karnak. Entre 1815 y 1819 el aventurero y coleccio-
nista Belzoni llegó a Tebas donde realizó una breve expedición que le sirvió para apoderarse
de numerosas esculturas del templo de Karnak, que más tarde se exhibirán en distintos museos
franceses. No es hasta el viaje del pintor inglés David Roberts a Egipto, en 1838, cuando se
obtienen imágenes claras y fidedignas del templo de Karnak. En sus ilustraciones se muestra un
basto conjunto de ruinas, con un gran volumen de escombros a su alrededor, sumergido en un
mar de arena hasta más de la mitad de su altura. Los obeliscos que aún seguían en pie estaban
gravemente dañados por la acción de la erosión, y en muchos casos el recubrimiento de metales
del vértice (piramidón) había desaparecido. En 1842 la expedición dirigida por Kart Richard
Lepsius elaboró un plano muy detallado de la zona que, junto con el anteriormente realizado por
Nestor L´Hote, serán de gran valor para las restauraciones y reconstrucciones posteriores. (20)

ANTIGUO EGIPTO 33

Los arqueólogos Mariette y Maspero llevaron a cabo un minucioso estudio de este monumen-
to, iniciando en 1885 la primera excavación y restauración arqueológica. Desde esta fecha,
los trabajos en todo el recinto han sido prácticamente ininterrumpidos. Se han levantado y
reparado columnas tras una ardua labor de retirada de escombros y de arena, rescatando las
piezas en mejor estado que se encontraban enterradas para limpiarlas y reponerlas en su lugar
original. En otros casos la reconstrucción ha sido total, como en la capilla blanca de Sestrosis,
que había desaparecido por completo. Estos trabajos de reconstrucción han experimentado
una fuerte aceleración desde la creación en 1967 del “Centro Franco Egipcio de estudio de
los Templos de Karnak”, fundado para el apoyo de la Misión permanente que trabaja en el
lugar desde 1885.(21) La extensión, la entidad histórica del conjunto y la gran inversión eco-
nómica necesaria hacen que estos trabajos se desarrollen con gran lentitud, aunque todas las
operaciones llevadas a cabo en las distintas partes del recinto han sido alabadas desde todos
los organismos y estamentos.

La liberación del templo de Luxor

Al igual que el gran templo de Karnak, el templo de Luxor, ubicado en el núcleo de la antigua
Tebas, estaba destinado al culto del dios Amón. La singularidad de este templo reside no sólo
en su gran tamaño y complejidad sino que responde a un plan desarrollado a lo largo de más
de 3000 años. Los orígenes del templo que hoy conocemos se encuentran en la época de Hats-
hepsut, perteneciente a la dinastía XVIII, que reinó entre los años 1479 y 1457 a.C., aunque la
mayor parte de las obras realizadas bajo su mandato fueron reemplazadas con posterioridad.
El corazón del templo fue obra de Amenofis III, perteneciente también a la dinastía XVIII, que
desarrolló las obras en dos fases diferentes; en la primera se levantó un grupo de dependencias
sobre una plataforma, que conforman lo que hoy es el extremo sur del templo. En la segunda,
el faraón mandó construir un peristilo abierto al norte y dejó preparados los cimientos para la
posterior construcción de una gran columnata. A la muerte de Amenofis III, su hijo Akhenaton
eliminó el culto a Amón, por lo que se paralizaron las obras. Fue ampliado de nuevo por Ram-
sés II, que levantó un gran patio con pilares y un pilón, creando un nuevo eje en el conjunto
que lo comunicaba con el templo de Karnak mediante una larga vía procesional.

El templo de Amón en Luxor permaneció durante algo más de 5 siglos con el aspecto que le
habían dado las ampliaciones de Ramsés, hasta que el faraón Shabaka (716-701 a.C.) cons-
truyó un gran pabellón frente al pilón de Ramsés. Nectanebo I, 300 años más tarde, construyó
un segundo patio delante del mismo pilón, además de embellecer el recorrido procesional con
centenares de esfinges. Frente a este pilón se encontraban 2 obeliscos, uno de los cuales fue
trasladado a la plaza de la Concordia en París en 1836, mientras el otro todavía se conserva

34 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

en su emplazamiento original. Tras estos obeliscos estaban dos grandes estatuas sedentes de
Ramsés II con la figura de su esposa Nefertari, vestida como la diosa Hathor, a sus pies. Ori-
ginalmente, junto a estos colosos sedentes se encontraban otras cuatro enormes estatuas del
faraón en pie. Dos de estos colosos fueron trasladados junto con el obelisco antes mencionado
a París y los otros dos han desaparecido.

La creciente importancia del templo de Luxor determinó que la capilla central del triple san-
tuario fuese totalmente restaurada en el período de dominio macedonio a las órdenes de Ale-
jandro Magno.(22) Ya en época romana, hacia el siglo I a.C., se estableció en Luxor el culto al
emperador, lo que obligó a reformarlo. Entre los siglos IV y VI el recinto del templo fue uti-
lizado como campamento militar de las tropas romanas asentadas en Luxor. Como resultado
de esta ocupación se pueden observar parte de las avenidas pavimentadas y calles porticadas,
que han llegado hasta nuestros días.

La proclamación del cristianismo como religión oficial propició, ya en período bizantino, que
se cristianizara el templo, construyéndose varias iglesias en el patio de Ramsés II. Esta limi-
tada utilización del templo hizo que la capa de arena fuese ganando espesor hasta que, en el
siglo XIII, se construyó una mezquita sobre los restos de las iglesias cristianas, cuyo acceso
desde la sala hipóstila estaba muy por encima del nivel del suelo original, mezquita que sigue
existiendo en la actualidad.

A la llegada de Napoleón a Luxor en 1798, la arena cubría totalmente la avenida de las esfin-
ges alcanzando el cuello de las figuras de los colosos sedentes, visiblemente dañadas, mientras
que ambos obeliscos emergían parcialmente del mar de arena. Multitud de construcciones
domésticas de adobe y aspecto ruinoso se habían apoyado en los pilonos de Ramsés, así como
en la cubierta de las diferentes estancias del templo, de las que sólo quedaba visible la zona
más alta de las columnas. En los primeros años del siglo XIX el templo y su entorno más
inmediato permanecían sepultados bajo la arena, donde adinerados europeos, atraídos por las
ruinas, decidieron construirse residencias particulares sobre los restos del templo. El propio
cónsul de Inglaterra en la región mandó construir su vivienda en la columnata de Tutankamon.
En 1879 el gobernador de Qena vendió parte del templo a un europeo que pretendía destruir
algunas columnas para edificar un hotel para turistas. Auguste Mariette se encargó de anular
tal contrato e inició los trámites que le permitiesen proteger y restaurar el histórico conjunto.
Su sucesor, Maspero, en 1881, convenció al gobierno Egipcio de la necesidad de expropiar las
edificaciones que se habían apoderado del interior del templo. (23)

ANTIGUO EGIPTO 35

A pesar de la orden gubernamental, en 1884, cuando iban a demolerse las casas, los nativos
seguían aferrados a sus viviendas, incluso después de recibir las indemnizaciones. Las obras se
retrasaron hasta 1885, luchando todavía contra una fuerte oposición. Estos conflictos obligaron
al gobierno Egipcio a mantener una dura y larga negociación que permitió desalojar la zona
norte del pilono a cambio de que no se tocase la mezquita. En 1893 el arqueólogo G. Daressy
limpió de edificios la mayor parte del templo, iniciando un trabajo de restauración que se pro-
longaría hasta nuestros días. Entre 1920 y 1940 el gobierno local de Luxor expropió el resto
de las construcciones ubicadas al este y al norte del templo y se comenzaron las excavaciones
en el entorno inmediato del edificio. En estos años el arqueólogo Ghoneim descubre los restos
de la puerta de Nectanebo I y la famosa avenida de las esfinges, oculta bajo la arena, iniciando
el proceso de restauración de las mismas. No es hasta el año 1965 cuando el templo se ve to-
talmente liberado de las construcciones que lo habían estado ocupando durante siglos, excepto
la mezquita. Con la retirada de la arena y los escombros se iniciaron los estudios iconográficos
de los relieves del templo, que se encontraban en muy buen estado de conservación. El último
gran hallazgo realizado tuvo lugar en 1989, con el descubrimiento de 24 magníficas estatuas
que permanecían enterradas en el entorno del Gran Patio Solar y que hoy se exhiben en el Mu-
seo de Luxor. La reconstrucción del templo ha sido especialmente complicada ya que muchas
de las construcciones adosadas al templo habían sido levantadas utilizando fragmentos del
propio edificio. Esto complicó notablemente la demolición pues se pretendía recuperar estas
piezas, limpiarlas y reubicarlas en su lugar original siempre que su estado lo permitiese.

Arquitectura bajo la arena de Egipto

La conocida como “Campaña de Egipto” de Napoleón llevó en 1798 a las márgenes del río
Nilo a 35.000 soldados y a 500 importantes científicos franceses de la época. Se trataba de
un grupo de especialistas multidisciplinares entre los que se encontraban matemáticos, inge-
nieros, astrónomos, arquitectos, dibujantes y expertos en escritura griega, romana y árabe. La
mayoría de los científicos desconocían el destino y el objetivo del viaje, ya que se trataba en su
mayor parte de discípulos de ilustres maestros como el matemático Gaspar Monge, fundador
de la Escuela Politécnica, el químico Claude Louis Berthollet y el mineralogista del Museo,
Déodat de Dolomieu. Éste, para convencer a sus alumnos de la necesidad de embarcarse en
la realización de un viaje con destino incierto les dijo: “No puedo decirles adónde vamos ni
cuánto tiempo vamos a estar allí ni con qué objetivo, pero puedo asegurarles que es un lugar
para conquistar gloria y saber”. (24) Muchos de estos alumnos, que en esa época tenían me-
nos de 30 años, se hicieron célebres con posterioridad. Es el caso de Dominique Vivant De-
non, autor del libro “Viaje al Bajo y Alto Egipto”, en el que narra su travesía por el Nilo entre
enero y marzo de 1799 y en la que descubrió para Occidente Tebas, Karnak, Luksor y Assuán,

36 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

llegando a ser director de los museos franceses y fundador del Louvre.(25) La expedición, que
pasaría a la Historia como una pésima campaña militar, también será conocida como una de
las más fructíferas a nivel cultural, artístico e histórico, ya que gracias a ella se conoció en
profundidad la cultura del Antiguo Egipto.

El arduo trabajo realizado por los eruditos y científicos franceses se vio reflejado y reconocido
con la publicación, en febrero de 1802, de la famosa obra “Descripción de Egipto”, en la que
se recogían más de 3.000 ilustraciones realizadas durante los meses en los que habían viajado
a lo largo del Nilo. Gracias a estos dibujos, junto con los realizados 36 años después por el
artista inglés David Roberts, podemos conocer hoy en día el estado en el que se encontraban
los grandes monumentos egipcios antes de iniciarse los numerosos trabajos de restauración
arqueológica a que fueron sometidos en los siglos XIX y XX. Si en unos casos estas obras
eran sobradamente conocidas de antiguo, manteniéndose a la luz y en uso distinto del original,
otros monumentos yacían derrumbados o gravemente dañados por el efecto de terremotos y
la depredación humana. Otro grupo de templos, precisamente del último periodo faraónico, la
dinastía de los Ptolomeos, estaban además a punto de desaparecer bajo la arena del desierto.
En algún caso, la cota de arena llegaba casi hasta el techo cuando fueron descubiertos, lo que
hubiera supuesto, de no haberse recuperado, su desaparición en el desierto.

A.- TEMPLO DE HATHOR EN DENDERA DESENTERRADO

El pintor inglés David Roberts llegó a Dendera, una pequeña aldea situada en la orilla oeste
del río Nilo, en diciembre de 1838. Como ya le había pasado a Denon en la campaña napo-
leónica, Roberts quedó impresionado por la gran terraza de piedra que emergía de la arena,
reflejando el estado del monumento en sus grabados. El templo estaba dedicado a Hathor,
diosa del amor y de la alegría, que los griegos identificaron con Afrodita. En las inscripciones
de sus muros figura que los orígenes del templo se encuentran en un edificio construido por los
míticos “12 discípulos de Horus”, con lo que el lugar que ocupaba estaba considerado sagrado
desde la época predinástica (3200-3000 a.C.). Ya en la IV dinastía (2681-2181a.C.) el faraón
Keops, según un manuscrito conservado en el museo de El Cairo ordenó construir un templo
en el mismo lugar “…por orden de Khufu, el templo de la dama del Cielo será reconstruido
por tercera vez, sobre el mismo emplazamiento y según los planos establecidos por los suceso-
res de Horus sobre pieles de gacela y salvaguardados en los archivos del Rey”. En el reinado
de Pepi I, durante la dinastía XI, el templo fue reconstruido una vez más. Fue en esta época
cuando la biblioteca de papiros ubicada en su interior alcanzó una gran fama.

natural de una pequeña localidad francesa.40m de ancho y casi 1m de espesor que se encontraba colgado del techo y que pasará a la historia como un descubrimiento del General Louis Desaix. el joven profesor dedicará su vida por completo al estudio de la civilización egipcia.(26) . Mariette llegó a Dendera en los primeros años de la década de los 70 y trabajó en la retirada de la arena que lo cubría entre los años 1873 y 1875.C. al deslizarse desde la cubierta una caja con municiones hacia el interior del edificio por un tragaluz. También existen inscripciones en el edificio que nos remiten a otros emperadores romanos como Calígula. Claudio. aunque no se sabe a ciencia cierta en qué consistieron esas reformas.). en la dinastía XVIII (1479 -1425 a. Se dice que fue un hecho casual el que llevó a las tropas de Napoleón a descubrir el impresionante Zodíaco de Dendera. Cleopatra y por los emperadores Augusto y Tiberio. Nerva y Trajano. El templo había estado protegido de las agresiones climáticas y de la acción del hombre por aquel mar de arena durante siglos. que inauguró una nueva tipología edificatoria monumental. Domiciano. que paradójicamente tenía una buena disposición estratégica.60m de largo. el templo se encontraba sepultado bajo la arena. ANTIGUO EGIPTO 37 El templo de Dendera volvió a restaurarse en tiempos del faraón Tutmosis III. Cuando Napoleón y sus tropas llegaron a Dendera en 1798. Se trata de un impresionante bloque de piedra de 3. recibió el encargo por parte de un familiar de clasificar y ordenar fichas y apuntes de una expedición que se había hecho a Egipto. los militares ocuparon la cubierta del templo. por lo que está considerado como el padre de la egiptología. El es- tado del templo no había cambiado. Lo mismo sucedía con los dos mamisi situados a la derecha de la fachada de entrada. Ramsés II y Ramsés III. Roberts llegó a Dendera hacia 1838. recuperándose uno de los templos ptolomeicos mejor conservados que ha llegado a nuestros días. En ese momento. salvo algún movimiento puntual de arena para abrir la entrada a través de las columnas centrales de la sala hipóstila. Otros faraones dejaron constancia de sus actuaciones sobre la edifi- cación como Tutmosis IV. 2. Uno de ellos es de la época de Nectanebo I. Mariette. XI y XIII. El segundo pertenece ya al período romano. construido por Nerón y ampliado posteriormente por Trajano y Adriano. Esta situación cambió cuando llegó a Egipto el dibujante francés Auguste Mariette. de gran éxito en la construcción de santuarios de toda la región. Nerón. A partir de ese momento. Mientras el comité de sabios y alumnos se ocupaban de documentar convenientemente el hallazgo. 40 años después de la expedición Napoleónica. la muralla inacabada de adobe que rodeaba el conjunto pasaba totalmente desapercibida pues su altura era mucho menor que la del templo y la arena la cubría por completo. Hubo que esperar a retirar toda la arena que cubría el templo y su entorno más inmediato para adivinar la presencia de estos dos pequeños edificios. hasta más de la mitad de su altura. así como por el interior de las cámaras del templo. La última reconstrucción la realizó Ptolomeo VIII y fue ampliada posteriormente por los Ptolomeos X.

C.38 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA B. aunque habían perdido por completo los colores que los decoraban. Sus orígenes se re- montan a la época Ramésida (alrededor del año 1000 a. Las obras no se terminarían por completo hasta el año 57 a. ya que le unía una estrecha amistad con Napoleón. Alrededor del año 140 a. el patio. ya había erigido un templo en honor a Horus en Edfú. Imhotep. cuando se colocaron las puertas. al igual que las tres hiladas de sillares adyacentes. al que se podía acceder después de atravesar la puerta principal sensiblemente mermada en su altura.). el sacerdote arquitecto de la pirá- mide escalonada de Zoser. En sus ilustraciones puede observarse una circunstancia especial en la vida de este templo. que llegaba prácticamente a la línea de los capiteles de la sala hipóstila. se mantenía intacto. que habían desaparecido. Algunas de las de- pendencias del templo eran utilizadas también por los habitantes de la ciudad como viviendas. El trabajo reali- zado por Denon tenía un carácter más libre que el del resto de la comisión científica. situada a 90 Km al sur de Luxor. Quince años más tarde. el por entonces consagrado investigador francés Dominique Vivant Denon. La cornisa del pilono izquierdo estaba en ese momento leve- mente dañada. acompañó a la comisión de sabios y científicos trabajando en la documentación gráfica que atestiguaba cada uno de los descubrimientos.C.C.. Los franceses se encontraron con una edificación totalmente cubierta de arena. las dos salas hipóstilas. Los pilonos se encontraban enterrados hasta casi la mitad. Durante la campaña militar napoleónica en 1798.UN PUEBLO SOBRE EL TEMPLO DE EDFÚ La ciudad de Edfú.C. las obras de la parte interior del templo estaban prácticamente concluidas bajo el gobierno de su hijo Ptolomeo IV. de hecho. El manto de arena alcanzaba una altura mucho me- nor en el patio. almacenes de productos agrícolas e incluso establos. sólo pudo dibujar un templo además del de Edfú. vio construir un templo parecido al de Dendera. Idéntica situación se encontró David Roberts en el viaje realizado en 1838. en tiempos de la tercera dinastía. Ptolomeo VIII decoró parte del templo y terminó la primera sala hipóstila. debido a una revuelta en la ciudad de Tebas. con la típica organización de los templos del Alto Egipto. con los pilonos.C. Ciudad de relativa importancia desde época del Antiguo Imperio. . la cámara de ofrendas.. pero el templo que hoy conocemos fue iniciado por Ptolomeo III en el año 237 a. También se sabe que con anterioridad. fue capital del Alto Egipto.. aunque no se sabe si estuvo en el mismo lugar del actual. por el contrario. aunque tuvo que suspenderlas en el año 206 a. la ciudad indígena de Edfú había crecido y había ocupado la cubierta del templo como apoyo y basamento de numero- sas viviendas de adobe. la sala central y el santuario. El otro pilono. Los incesantes disturbios militares sufridos durante la expedición hicieron que el trabajo de Denon fuese menos prolijo de lo que en un principio cabría esperar. al igual que sucedía con los muros laterales. con los relieves tallados sobre la piedra en muy buen estado.

al sur de Luxor. Las construcciones de adobe erigidas sobre la cubierta. que se había iniciado 8 años antes..). La eficacia del trabajo realizado por Mariette hizo que el gobierno Egipcio se interesara por la extraordinaria calidad de los tesoros que se escondían bajo la arena. de manera que el acceso al patio y a la sala hipóstila fuese más cómodo para el desarrollo de los trabajos. aunque no hay constancia de que emprendiera ninguna obra de remodelación o ampliación. el proceso de restauración y reconstruc- ción fue relativamente sencillo. alrededor del año 30 a. . El pro- ceso de desenterramiento no se había terminado en los paramentos laterales. ANTIGUO EGIPTO 39 Hubo que esperar hasta el año 1860. aún no se habían retirado y los muros laterales del patio seguían sepultados.C. que permitieron recupe- rar el edificio. Tres años después se había conseguido rebajar considerablemente la altura que alcanzaba la arena en la zona de los pilonos. Frente al arduo trabajo que supuso la retirada del enorme volumen de arena que cubría gran parte del templo. Es su inusual aproximación a la corriente del río lo que hace que el templo tenga un carácter especial. sin ser el mayor de los edificios de culto construidos ni tampoco el mejor conservado.EL TEMPLO DESTRUIDO DE KOM-OMBO La ciudad de Kom-Ombo está situada a 165 km.(27) En una fotografía tomada en el año 1904 puede observarse que la arena de la fachada principal ha sido totalmente retirada al igual que las viviendas que habían ocupado la cubierta. de carácter local. El templo que hoy conocemos fue iniciado por Ptolomeo VI. en la famosa Exposición Universal de París de 1867. con la llegada de Auguste Mariette a la ciudad.(28) C. en un lugar que más tarde el faraón Tutmosis II elegiría para la construcción de un santuario más pequeño que el templo. coincidiendo con la fase final de las obras del canal de Suez. en una amplia zona de tierra de cultivo a orillas del Nilo.C. aunque la mayor parte de su obra no ha llegado a nuestros días. para que se iniciasen las labores de limpieza y restauración del monumento. Los muros exteriores y parte del patio fueron levan- tados más tarde por el emperador Augusto. que estaban aún cubiertos hasta la mitad de su altura. Tanto es así que 7 años después. con lo que bastaron operaciones de limpieza y recolocación para dar al edificio un aspecto inusualmente similar al que debió tener en sus orígenes. ya que el edificio se encontraba en muy buen estado.. El emperador Trajano también dejó su nombre impreso en uno de los muros interiores. Los orígenes del templo se remontan a tiempos de la dinastía XVIII (1550-1063 a. para la realización del pabellón de Egipto se hizo una recreación del templo recientemente liberado de Edfú. sin embargo. En su larga historia no había sufrido ninguna alteración importante.

estaba dedicada a Haroeris mientras que la sur. Estos grabados reflejan también parte de la decoración policroma que tenían los templos. al contrario de Edfú o Dendera. hoy prácticamente desaparecida. El viaje del pintor David Roberts a la zona. que sólo es visible en pequeños fragmentos de las paredes interiores. Hathor y su hijo Khonsu. En sus alrededores hallaron también sepultadas bajo la arena cuatro de las columnas del templo. Los trabajos . Esta dualidad hizo que los elementos conformadores del tí- pico templo egipcio se duplicasen dando lugar a una composición estrictamente simétrica. siendo el emplazamiento lo que realza el volumen. era la parte del dios Sobek. que se representaba mediante una figura humana con cabeza de cocodri- lo. La singularidad de este templo radica no sólo en la ubicación sino en que es el primer y único templo Ptolomeico doble del que hay constancia. de la que so- bresalían las columnas caídas de la sala hipóstila. las columnas de uno de los lados están decoradas con motivos florales mientras que las otras son más sencillas y con estructura campaniforme. nos sirven de testimonio del estado de la edificación. única prueba de la actuación de este faraón sobre el edificio. Napoleón y la comisión de expertos llegaron a la ciudad de Kom-Ombo encontrándose el templo totalmente cubierto de arena. por considerarse éste un animal sagrado en esta zona del Nilo. con un pilono mucho más estrecho y un patio interior más pequeño. con sus respectivos santuarios y su sala de ofrendas. En la sala hipóstila también se reflejada la bipolaridad del templo. Sus dimensiones son más modestas que las de los templos ya mencionados. La parte norte del templo. realizado en tiempos de Ptolomeo VIII. El pequeño mamisi ubicado en la orilla del río fue erigido en tiempos de Ptolomeo VII y sólo una pequeña parte de los muros orientales permanecen hoy en pie. Estaba dedicado a dos tríadas de dioses: por una parte a Sobek. por lo que no sabemos si en este momento era ya visible la portada de Ptolomeo XII. De este modo se pudo recuperar un impresionante relieve que decoraba el templo. En esas ilustraciones no puede adivinarse el estado del resto de la edificación. que dejaba un menor margen hasta el muro perimetral. Los hombres de Napoleón sólo retiraron arena en la cercanía del río para descubrir los restos del mamisi de Augusto. Sus proporciones también son distintas. así como fragmentos considerables del muro de cerramiento. cubierta de arena. con algunos fragmentos del entablamento. apareciendo mayor de lo que es. pero un análisis más profundo nos lleva a descubrir un diseño arquitectónico mucho más depurado y cuidado. y las ilustraciones que realizó. el templo de los dioses Sobek y Haroeris estaba destruido por completo. es más corto de lo normal. estando la mayor parte de la estructura de soporte de la cubierta destrozada y esparcida sobre la arena. aunque.40 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Su disposición puede recordar en un primer momento a los templos de Dendera y Edfú. Tasenetnofret y su hijo Panebtawy. y por otro a Haroeris. en noviembre de 1838.

con todos los problemas económicos y sociales que esto conlleva. En el recinto perteneciente al templo. alcanzando una extensión de más de 500 km. Sin embargo. Tras aumentar su altura en dos ocasiones se constató su insuficiencia. En 1952 el gobierno egipcio decidió construir la llamada Presa Alta. la construcción de presas reguladoras fue una necesidad prioritaria para el desarrollo del país. No se conocen las causas que provocaron el estado de destrucción en el que se encontraba el templo de Kom Ombo al retirar la arena. pertenecientes a una necrópolis cercana. provocando la pérdida de cosechas por inundaciones o sequías. para lo que en un principio recibió el apoyo de los Estados Unidos. Salvados del Nilo: la campaña de Nubia El río Nilo se desborda anualmente. Se presume que por su situación podía haber sido víctima de numerosas inundaciones por las crecidas periódicas del Nilo. los ciclos de crecida se volvieron cada vez más impredecibles. Esta presa crearía un lago artificial de 200 km de longitud. hacia el año 1893. la edificación mejor conservada es un pequeño templete construido en época romana consagrado a la diosa Hathor. así como buena parte de las bases de las columnas pertenecientes al patio de Augusto. Este antiguo requerimiento se realizó a finales del siglo XIX cuando en 1898 se inició en la primera catarata del Nilo la construcción de una primera presa de 2 km de longitud y 30 m de cota.(29) Entonces se retiraron grandes cantidades de arena y se recolocaron los fragmentos de la cubierta que se encontraban menos dañados. Para evitar estos problemas. Tras un estudio realizado por investigadores americanos. retirando su apoyo. por lo que la obra se comenzó en 1960. pero con financiación y diseño a cargo de la Unión Soviética. con lo que en 1946. se llegó a la conclusión de que esta obra no compen- saría el esfuerzo económico necesario sin producir una mejora sustancial en las condiciones económicas del país. con lo que se inundarían numerosos yacimientos arqueoló- gicos en la Nubia egipcia y sudanesa. Al desen- terrarlos se descubrieron fragmentos de los muros perimetrales. Es un pequeño volumen prismático compacto. . con una sola entrada dirigida a la puerta de Ptolomeo XII. se decidió construir una nueva presa. siendo este hecho desde la antigüedad la razón de la fer- tilidad de sus tierras. aunque no se pudo recuperar una parte de la cornisa de la fachada principal. óptimas para el cultivo. ante un posible peligro de desbordamiento. 6 km aguas arriba de la anterior. En su interior se encontraron las dos únicas momias de cocodrilo expuestas a la vista. ANTIGUO EGIPTO 41 de excavación no se iniciaron de forma sistemática hasta que se contrató al arqueólogo francés Jacques de Morgan. que sólo necesitó de la reubicación de dos hiladas de sillares. Recientemente ha sido restaurado de nuevo para paliar los daños causados por un terremoto en la zona del año 1992.

con estudios y levantamientos de los monumentos afectados. tan sólo 6 años después de su subida al poder. Debod. La primera de las salas contiene ocho estatuas de Ramsés adosadas a las columnas que sostienen la cubrición del corredor.. cons- truidos por el faraón Ramsés II (1290 y 1224 a.C. Amón. los speos de Abu Simbel. que prometieron entregar parte de los hallazgos a los países colaboradores. La fachada esculpida sobrepasa los 30 m de altura. Semma. Ellesiya.). Está también excavado en la roca. Amada. junto con el propio Ramsés.(30) De entre la multitud de elementos en peligro se tomó como objetivo primordial el rescate de los templos de Kalabsha.. la UNESCO realizó un llamamiento a la comu- nidad internacional con el objetivo de conseguir financiación para salvar numerosos edificios antiguos como problema de emergencia. ante la inminente construcción de la obra.42 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA En 1959.ABU SIMBEL EN LA MONTAÑA DE HORMIGÓN Abu Simbel está formado por dos templos excavados directamente en la roca (speos). Kasr Ibrim. En este caso la fachada está presidida por 6 estatuas de igual tamaño talladas en la pared. el mayor. tallada en la roca de la ladera de la montaña. se hizo un reconocimiento exhaustivo de las futuras zonas anegadas. Bajo la dirección del restaurador Piero Gazzola. El interior del templo presenta una sucesión de estancias decrecientes. Derr. sobre todo. llegando a los 40 m de ancho. Ra y Ptah. Kertassi. a medida que se aproximan al santuario. El interés que despertó este tema en toda la comunidad internacional fue compensado con la postura liberal de las autoridades de Egipto y Sudán. En marzo de 1960. coincidiendo con la inau- guración de las obras de la presa de Assuán. aunque dedicado a la diosa Hathor. así como los templos de la isla de File y. A la entrada del templo se encuentra . Wadi es-Sebua. Su cons- trucción se inició aproximadamente en el año 1284 a. Beit el-Wali. Al pie de las cuatro esculturas principales se realizaron multitud de estatuas de menor tamaño que representaban a diversos miembros de la familia real. Maharraka. Taffa. Dendur. En el templo de Ram- sés se representan los tres dioses junto al propio faraón sentados flanqueando la impresionante entrada. El Templo II o de Nefertari tiene características similares al de Ramsés. En mayo del mismo año tuvo lugar el primer encuentro del Comité de Acción Internacional en París y unos días más tarde se reunió el Comité Consultivo para la Campaña de Nubia en el Cairo. cuatro de ellas representan a Ramsés y las otras dos a su esposa Nefertari. aunque las obras debieron prolongarse durante más de 20 años.(31) A. los gobiernos de Egipto y Sudán solici- taron ayuda a la UNESCO para salvar los yacimientos y monumentos de Nubia. está dedicado al culto de los grandes dioses de Egipto.C. Kumna. si bien con dimensiones menores. amenazados por la próxima subida de nivel de las aguas del Nilo. El Templo I. rodeadas por multitud de grabados representando diferentes victorias de los egipcios sobre sus enemigos.

remitió una carta al director del Times dando cuenta del descubrimiento y haciendo hincapié en el buen estado . Cuando el investigador llegó a los templos un mar de arena cubría las dos esculturas de la derecha hasta el cuello. las actividades festivas y de culto realizadas en ambos templos se abandonaron de forma indefi- nida. A su llegada se encontró con la im- posibilidad de retirar la arena necesaria para alcanzar la entrada al templo de Ramsés. destruida a causa de un terremoto. L.C. igual que las labores de mantenimiento. hasta la llegada a Egipto del suizo J. Burckhardt en 1813. desde donde emprendieron la travesía a lo largo del Nilo. probablemente a conse- cuencia de un derrumbamiento de la ladera. Uno de sus acompañantes. En el lateral izquierdo de la fachada del Templo I. quedaron totalmente olvidados. Roberts realizó varias ilustraciones donde puede observarse que su estado permanecía prácticamente inalterado desde el redescubierto en 1813. Burckhardt explicó su descubrimiento al explorador italiano Giovanni Belzoni. ANTIGUO EGIPTO 43 una sala similar a la de Ramsés. El templo de Nefertari se encontraba en mejor estado y el gran volumen de arena no ocultaba la entrada al interior del recinto. quien no dudó en desplazarse a Egipto. El grupo de viajeros visitó la isla de File para más tarde llegar a Abu Simbel. un mes después de iniciar su travesía por el Nilo. Con la muerte del faraón Ramsés II. Ambos templos corrieron una suerte parecida a lo largo de los siglos. ya que sus características constructivas y el emplazamiento son muy similares. el pintor David Roberts llegó a Abu Simbel. que los redescubrió para Occidente. las dos construcciones comenzaron a llenarse de arena y. mientras que de la tercera estatua solamente quedaba una parte fragmentada de la enorme figura. en compañía de varios amigos. con lo que regresó a Italia para reunir los medios necesarios. donde la expedición permaneció durante seis semanas. ésta cubría las estatuas del templo de Ramsés hasta la altura de las rodillas. Allí Edwards dirigió una excavación improvisada por cuenta propia y descubrió un pequeño santuario que había permanecido se- pultado hasta entonces. También dibujó la galería flanqueada por las estatuas de Ramsés. Vuelto al cabo de 4 años.. comprobándose como el nivel de la arena alcanzaba a las esculturas hasta más arriba de las rodillas. flanqueada por seis columnas con capiteles decorados con cabezas de la diosa Hathor. En el invierno de 1873-1874 la escritora británica Amelia Edwards. ya en el siglo VI a. declarando que sólo la contemplación de aquellos monumentos había merecido la pena del viaje a Nubia. Los templos. Con el paso del tiempo. Años después. realizó un viaje a la ciudad de El Cairo. en noviembre de 1838. André Mac Callum. las figuras sedentes estaban cubiertas hasta el pecho y el cuello. muy alejados de los nuevos centros políticos y religiosos. Los templos impresiona- ron profundamente al artista. en esta ocasión sí logró entrar en su interior.

de manera que se conservara su entidad monolítica. arrancarlos de la montaña. o crear grandes cúpulas de hormigón que protegieran ambos templos de manera que fuesen visitables mediante unos ascensores que sobresaldrían sobre el nivel del agua. condenándolos a la inundación con la construcción de la segunda presa de Assuán. Los arqueólogos. La escritora británica dibujó el templo de Nefertari.(34) En abril de 1964 se comenzaron los trabajos de corte y desmonte del templo de Ramses II. Esta idea se abandonó. En 1959. bajo el futuro nivel de las aguas. por lo que únicamente habría que estudiar las técnicas de desmantelamiento y transporte. de la que fue directora hasta su muerte en 1892. En un primer momento se barajó la posibilidad de mantenerlos en su posición original. Se sugirieron otras propuestas. así como la precisión casi quirúrgica requerida . el gobierno de Egipto aprobó el proyecto de traslado. La gran magnitud de los bloques obtenidos. pues los estudios geológicos revelaron que la porosidad de la piedra en la que estaban excavados los templos haría que el agua penetrase por capilaridad. Además. por lo que hubo un largo período de estudio de numerosas propuestas. a 200 m de distancia del río. En un principio se manejó la posibilidad de transportar cada uno de los templos en un solo bloque. con la enorme dificultad de que los dos templos formaban parte de la cara de la montaña y es- taban excavados en su interior.(32) En 1882 Amelia Ed- wards fundó la “Egypt Exploration Fund”. El desmontaje fue especialmente complicado por el arduo trabajo de cortar los bloques de pie- dra. Finalmente. en el mes de junio del año 1963. Finalmente. propuesto por el grupo de es- pecialistas. que no había variado desde la expedición de Belzoni. con la consiguiente destrucción a medio plazo. arquitectos e ingenieros que for- maban el grupo de trabajo dirigido por Piero Gazzola (33) nunca se habían enfrentado a una situación semejante. Esta labor consistió en cortar en grandes fragmen- tos tanto el templo como el entorno más inmediato de la montaña en la que estaba excavado. numerarlos y volver a montarlos en un nuevo emplazamiento. esta obra conllevaría una inversión económica inasumible. La ubicación en las orillas del río Nilo convirtió a ambos templos en víctimas inexcusables de las sucesivas crecidas del río. llevándolo a un lugar situado 65 m más alto. como introducir pontones de hormigón bajo los templos y esperar a que la presión de las aguas los hiciera flotar.44 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA de conservación en que se encontraban las pinturas e inscripciones del pequeño santuario. al realizarse el llamamiento de la UNESCO. aislándolos mediante potentísimos muros de contención. Los datos recabados en este viaje fueron posteriormente publicados en 1876 en el libro Mil Millas Nilo Arriba. con ilustraciones de la propia autora. se llegó a la conclusión de que los templos debían ser trasladados a las nuevas orillas del lago Nasser. que se prolongaron durante algo más de cuatro años. con la voluntad de proteger los monumentos egipcios del posible peligro que su difusión y atractivo generase. se iniciaron los estudios preparatorios para salvarlos.

aparece la entrada al templo de Isis. convirtiéndose en una auténtica epopeya de la Historia de la Humanidad. El transporte de las más de 1000 enormes piezas requirió la instalación de raíles únicamente para este propósito. Con el templo de Nefertari se siguieron los mismos pasos. En el santuario se conserva el pedestal que. por lo que fue necesaria la construcción de una presa provisional frente a las fachadas de los monumentos. que le venía en parte de su fértil suelo repleto de árboles y flores. aunque los altares de granito fueron trasladados a distintos museos europeos en el siglo XIX. según las inscripciones. con relieves que recrean diversas hazañas del faraón. La estructura más antigua que se conserva es el pabellón del faraón Nectanebo I.C. sólo que el menor tamaño del edificio facilitó ligeramente el trabajo. aunque no llegó a consolidarse hasta el período Ptolemeico. además de su prestigio como lugar bende- cido por los dioses y. Delante de la entrada a este espacio se encuentra el pilón de Ptolomeo XII.). corresponde a la época de Ptolomeo III (282-221 a. una principal y más antigua y otra secundaria. de manera que la estructura interior del antiguo templo quedó liberada del enorme peso que soportaba. En plena operación de traslado el nivel del agua del nuevo lago comenzó a subir. en consonancia con el titánico esfuerzo que debió suponer su construcción en el Antiguo Egipto. Desde antiguo la isla de File tenia un carisma especial en el mundo egipcio.. dentro del espacio vacio de la colina artificial de hormigón. dejando atrás la Casa del Nacimiento. entre el 689 y el 663 a. revestida de piedra.C. El traslado y montaje se concluyó en septiembre de 1968. como puerta de las benefactoras crecidas del río.. al sur de la ciudad de Assuán. B. sobre todo. Tras flanquear los accesos. ANTIGUO EGIPTO 45 hicieron la intervención más compleja incluso que la construcción del templo original. Adriano mandó construir una puerta que comunicaba el recinto . ya que las dimensiones y el peso de 30 toneladas de cada uno de los blo- ques los hacían incompatibles con cualquier tipo de transporte convencional. Este pilón consta de dos entradas. del que arranca una columnata que recorre el perímetro de la isla hasta llegar a las proximidades del recinto del templo de Isis. que responde a la organización típica de este tipo de construcciones.EL TEMPLO DE FILE CAMBIA DE ISLA File era un islote rocoso de 460 m x 150 m situado en el Nilo. en el que la isla y sus templos alcanzaron fama mundial. Su carácter de lugar sagrado no comienza a materializarse con construcciones hasta el reinado de Taharqa. Al oeste del templo de Isis se erigieron una serie de estructuras por diferen- tes emperadores romanos. Para reproducir el entorno de los templos en la nueva ubicación se construyó una enorme bóveda-cúpula hueca de hormigón (de 60 m de ancho y más de 25 m de altura) como soporte de la montaña artifi- cial que debería acoger a los colosos.

reci- biendo a multitud de peregrinos que mantenían el culto a Isis. salvo la transformación de la iglesia de San Esteban en una mezquita. además del propio templo de Isis. Más tarde. Filé se vio inmersa en un círculo de progresivo abandono que condenó a muchos de sus edificios a un estado de ruina irrecuperable. causaron graves daños en las inscrip- ciones del templo. tanto en el estado en que los encontraron. Filé conservó su carácter sagrado a lo largo de los siglos. confundiéndola con la isla de El-Haisa.. David Roberts dejó constancia en sus ilustraciones de una File abandonada. que condenó al conjunto de edificios a .C. en su viaje realizado por el Nilo entre 1873 y 1874. cuando el emperador Justiniano mandó des- truir el último y más significativo bastión del paganismo en Egipto. los ritos paganos quedaron oficialmente prohibidos en el 550 d. con la construcción en 1898 de la primera presa de Assuán. Una comuni- dad cristiana pasó a ocupar la isla y el templo resultó dañado al intentar destruir las labras de iconografía egipcia.46 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA del templo con la escalera que bajaba hacia el Nilo. los sacerdotes fueron expulsados y muchas de sus esculturas fueron trasladadas a Constantinopla. Las tropas francesas.(35) El edificio más impresionante del conjunto. además de elaborar minuciosos planos generales de la isla. dejando testimonio escrito de la visita en su citado libro Mil Millas Nilo arriba. la isla no sufrió grandes alteraciones. formado por catorce imponentes columnas con capiteles de motivos vegetales. en el siglo XVIII la dibujó y describió pero con el nombre equivocado de Ell Heiss. con restos de viviendas en la cubierta del templo principal. es el pabellón del emperador Trajano. como en for- ma de recreaciones ideales de su época de esplendor. Con la expedición napoleó- nica de 1798. Pese al mal estado de la isla. Aunque el culto a Isis fue conservado durante muchos años en época romana.(36) El templo de Isis quedó clausurado. que trataron de cubrir con cruces y otros símbolos cristianos. el obispo Teodoro mandó transformar la sala hipóstila del templo en una iglesia dedicada a San Esteban. mientras que al este del templo de Isis se encontraba otro recinto sagrado dedicado a la diosa Hathor. Uno de ellos. similares a los empleados en el templo principal. sin embargo. durante el dominio musulmán. el danés Frederik Ludwig Norden. Aún así. permaneció varios días en la isla. seguramente con el objetivo de salvarse de las continuas crecidas del río. e impresionando a los numero- sos viajeros que emprendieron la famosa ruta del Nilo. El peor daño sufrido por el santuario se produjo un siglo después de la llegada de Napoleón. la comisión de expertos dedicó gran parte de su esfuerzo a reflejar gráficamente los numerosos monumentos de la isla. Más al norte se construyó el templo de Augusto y la puerta de Diocleciano. La también británica Amalia Edwards. que se eleva orgulloso en la orilla oriental de la isla. Para completar esta etapa de dominio cristiano. situada más al suroeste. construido por los Ptolomeos VI y VII.

Estas labores se pro- longaron durante tres años hasta que en agosto de 1979 se dio por finalizada la transferencia del monumento. La fluctuación del nivel de las aguas causó una grave erosión en la piedra. Tras el llamamiento internacional realizado por la UNESCO para salvar los monumentos de Nubia. previamente numerados. en el lecho del Nilo. orgullo de la ingeniería y de la imaginación. Lesilla. en un primer momento se barajó la posibilidad de dejar los monumentos en su posición original protegiéndolos del agua mediante muros de contención. bajo la dirección del profesor y arqueólogo Martín Almagro Basch. Al igual que éstos.000 bloques. en el año 1960 se cons- tituyó en España el Comité Español de Salvamento para los Monumentos de Nubia. Una operación. ANTIGUO EGIPTO 47 permanecer parcialmente sumergidos durante varios meses al año. Finalmente. levan- tando una monumental barrera de pantallas metálicas de más de 15 m de altura que rodeaban el perímetro de la isla para aislarla del Nilo y poder extraer el agua que encerraba la piscina formada por esta barrera artificial. Ka- labsha y Debod. de la que quedan como testigos. . Al mismo tiempo se puso en marcha la construcción de la infraestructura necesaria para secar la isla de Filé junto con su entorno más inmediato. Una vez desecado el terreno. en peligro de desaparición. coincidiendo con la inauguración de los templos de Abu Simbel. se apro- bó el proyecto de desmontar los templos de la isla y reconstruirlos en la vecina isla de Agilka. empezando por el acondicionamiento de la nueva isla. el Gobierno de Egipto y el conjunto de los países donantes. con lo que los trabajos no pudieron iniciarse hasta 1972. Este problema se acentuó con la construcción de la segunda gran presa. dejando visibles sólo la parte alta de los pilares en algunas épocas del año. que sepultó totalmente la isla. Egipto prometió a los países que más contribuyeran económicamente al proyecto la entrega de ciertos monumentos nubios. Los templos que se donaron en 1968 fueron: Taffa. El regalo de los templos egipcios Atendiendo a la llamada internacional realizada por la UNESCO para salvar los templos de Nubia. de modo que los diferentes templos se ubicasen en un entorno lo más parecido posible a su paisaje original. No fue hasta dos años más tarde cuando se llegó a un acuerdo económico entre el Director General de la Comisión Directiva de la Campaña. principalmente el de Abu Simbel. para lo que se transportaron más de 45. pudieron iniciarse los trabajos de desmontaje y traslado de los templos. Dendur. la conservación de la isla de Filé se consi- deró un proyecto prioritario junto con los templos de Abu Simbel. que seleccionaría el Servicio Egipcio de Antigüedades. en 1968. que participó activamente en la Campaña de Nubia. en 1977. a la isla vecina. restos oxidados de las planchas metálicas.

Mientras Chretien reproduce ante el templo las portadas de tres muros. fue llevado en sillares numerados a la isla Elefantina. Después de concluida la obra. donde obtuvo una rica información de toda la arquitectura egipcia. dibujos de planos. El templo.C. También fue visitado en 1838 por el pintor inglés David Roberts en su memorable viaje por el Nilo. así como por los emperadores romanos Augusto. Tiberio y Adriano. mientras la UNESCO encargaba el trabajo de copiar todas las inscripciones del templo a los egiptólogos François Daumas y Philippe Derchain. debida a un terremoto en 1868. en su campaña de Egipto. el Servicio de Antigüedades de Egipto encargó la restau- ración del edificio al arquitecto egipcio al-Barsanti. Egipto le concedió al estado Español el templo de Debod. por orden de Napoleón. Burckhardt fue enviado para inspeccionar la zona. que en grabados y fotografías del siglo XIX.EL TEMPLO DE DEBOD EN MADRID La primera descripción del templo de Debod se hizo en el año 1813. A la vista de estos daños. situada río abajo. que recogían los grabados de Chretien. con alzados y comentarios. Sin embargo. Fue entonces cuando se perdieron muchas de sus policromías y algunos de sus relieves. Los efectos de la primera presa de Assuán afectaron en 1902 gravemente a Debod. La capilla. pues per- manecía casi nueves meses al año bajo las aguas. La entrada al santuario estaba pre- sidida por cuatro grandes columnas con capiteles lotiformes. decorada con relieves. que se había desmontado ya en 1961. frente a la presa .C. dedicado a Amón y a Isis. quedando el templo abandonado en el siglo V. Roberts se centra en la capilla sin reflejar las otras construcciones que estaban aisladas y alineadas en el eje del templo. hizo desaparer también una de las tres portadas exteriores. por el faraón Meroe Adjalamani. sino el Servicio de Antigüedades de Egipto. Debod era un pequeño templo ptolemaico de la Baja Nubia. por el desgaste a que fueron sometidos sus sillares de arenisca. Esta situación. como hizo con otros países. mostrando la fachada un serio estado de ruina. las obras de excavación en los cimientos del templo no las llevó a cabo el Comité Español. el alemán Günther Roeder llevó a cabo un estudio exhaustivo con documentación fotográfica. es uno de los pocos lugares donde se encuentra representado este monarca..(37) En compensación por la ayuda española. construido en el siglo II a. posteriores a las imágenes de Roberts. Su culto se mantuvo hasta la llegada del cristianismo. Luego se realizarían las imágenes más antiguas que se conservan del pequeño santuario. grabadas por François Chretien en 1819. cuando el explorador suizo Johann L.48 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA A. ya estaban caídas. La capilla original fue aumen- tada con el resto de muros y recintos exteriores por los faraones Ptolomeos. Estaba situado a unos 10 km de la presa de Assuán y fue construido en el siglo III a.

Se cuidó orientarlo en la misma dirección que tuvo originalmente. de diferente color. se construyó un estanque de poca profundidad a lo largo de los tres portales de acceso al templo. ANTIGUO EGIPTO 49 de Assuán. desde donde fueron trasportadas en camiones hasta Madrid.. . están las de Francois Chretien en 1819. con la misión de conse- guir antigüedades para el Museo Británico. En primer lugar se construyó una base de piedra con el fin de aislar los bloques ori- ginales del templo y que el suelo no tuviera contacto con ellos. fue difícil. destruido durante la Guerra Civil. pues el Servicio de Antigüedades de Egipto sólo entregó un plano y un croquis del alzado del monu- mento. Llegó a Egipto en 1816 como Cónsul General Británico. el 20 de julio de 1972. Sobre el basamento se empezó la reconstrucción. las cajas embaladas que contenían los bloques del templo de Debod fueron embarcadas en el buque Benisa. Su homólogo y rival francés Bernardino Drovetti trataría de detener las excavaciones de los agentes del cónsul británico. con dos columnas en la fachada de la capilla.(39) Era un pequeño templo dístilo. El artista y diplomático inglés Henry Salt fue uno de los divulgadores con sus ilustraciones del templo de Dendur. aunque la dura climatología madrileña está dejando peligrosas huellas en el monumento. Este pequeño templo estaba situado originalmente a 77 km de Assuán. Entre las imágenes más antiguas publicadas de este pequeño templo de Dendur. lle- gando al puerto de Valencia el día 18 de ese mismo mes. en el Parque del Oeste. en las partes perdidas. Y como recuerdo del río que tuvo el tem- plo en sus proximidades. Allí permanecieron todos los bloques de piedra hasta el mes de abril de 1970.EL TEMPLO DE DENDUR TRASLADADO A EE. junto con algunas fotografías sin referencia de ninguna clase. colocando en su lugar los elementos originales hallados y añadiendo piedra de Salamanca.(38) Más de cien bloques habían perdido la numeración y muchos fragmentos llevaban una marca que no correspondía al plano. mientras que los del oeste del río Nilo pertenecerían a los británicos. Ante él se levantaba un único pórtico. almacenándose en el solar del Cuartel de la Montaña. para poder diferenciar los elementos originales antiguos de los nuevos. que abarca el cosmos entero de un templo egipcio. Dendur. Los trabajos de reconstrucción del monumento duraron dos años. En el interior del edificio se instaló aire acondicionado para crear una atmósfera seca parecida al clima de Nubia.UU. hasta que finalmente llegaron a un acuerdo: todos los monumentos en el este del río Nilo serían excavados por los franceses. siendo inaugurado por el entonces Alcalde de Madrid. hoy se encuentra reconstruido en New York. El 6 de junio de ese mismo año. La tarea de los arqueólogos españoles. en que de nuevo viajaron hasta Alejandría. Algunos bloques exteriores fueron tratados químicamente para protegerlos y reforzarlos. B. que se encontraba semienterrada en una ladera. bajo la dirección de Martín Almagro. Carlos Arias. sobre un alto donde estuvo el Cuartel de La Montaña.

como testifica una inscrip- ción copta.UU. Edward Hawker. el templo fue desmantelado en 1963 y dos años después el gobierno Egipcio se lo regaló a los EE. el 27 de abril de 1967. Egipto. Las alternativas propuestas para el emplaza- miento fueron: el Río de Potomac en Washington por la Institución Smithsoniana y el Charles River de Boston por el Museo de Boston de Bellas Artes. El templo. Esta última consiste en el pronaos con dos columnas. fue desmontado piedra a piedra. Tras el traslado. Dos artistas ingleses visitaron el templo en los años siguientes. Los museos de Illinois y Tennessee también rivalizaron para conseguir el monumento. una comisión presidencial escogió el Metropolitán Museum of Art de New York. con una piscina delante del templo para reflejarse en una analogía con el Nilo. una cámara en la roca detrás del templo. por Egipto en 1965. En los Estados Unidos. que puede remontarse a la XXVI dinastía. y David Roberts en 1838. hijos de Quper. un vestíbulo y el santuario. autor de varias acua- relas y litografías de Dendur. Tras la construcción de la primera presa de Assuán en 1902 el templo de Dendur se inundaba periódicamente. presenta un plano sencillo.UU. Finalmente.5 m x 7 m en honor a Peteese y Pihor. sin que esté aclarado el motivo exacto de su edificación en Dendur. Desilusiona la actual imagen domesticada de tan agreste edificio. agradecido por este apoyo. ubicado entre la Calle 82 y la Quinta Avenida. En su interior se encon- traban estatuas de las tres divinidades principales del Antiguo Egipto: Isis. resultado de la construcción de la segunda presa de Assuán. entonces presididos por John F. una vez donado a los EE. se reconstruyó en el interior de una sala del Ala de Sackler en septiembre de 1978.(40) Para salvarlo de las aguas del lago Nasser. varias instituciones se ofrecieron para alojarlo. que fue uno de los impulsores de la obra de salvamento de los monumentos de Nubia. Kennedy.50 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Según las ilustraciones de Chretien. todos sus muros estaban repletos de relieves tanto exterior como interiormente. Osiris y Horus. Los relieves del templo muestran al emperador Augusto en presencia de varias divinidades. El templo. pero ambas fueron descartadas ante el temor de que la piedra arenisca no soportara la inclemencia al aire libre. formado por un pilón y la construcción principal a unos 10 m detrás. que hizo unos dibujos a tinta en 1829. diseñada por los arquitectos Kevin Roche y John Dinkeloo. que fue trasladado en barco a América. entre las cuales pueden identificarse los dos hermanos divinizados y los dioses nubios de Aresnufis y Mandulis. que contaban con una primitiva cueva como lugar de veneración. . donde se ex- hibe separado del parque por una gran cristalera inclinada. les donó el templo. siendo embalados sus 642 sillares. En el 577 Dendur se convirtió en una iglesia cristiana. precedido de una terraza. pujando en una compe- tición que la prensa apodó el Hongo de Dendur. empezando a deteriorarse sus relieves. Augusto construyó este pequeño templo de 13.

la primera presa de Assuán ocasionó en 1902 la inundación de los speos o hipogeos durante ocho meses al año. Consta de una cámara de 5. que debió ser seccionada de la montaña. cortada en bloques y trasladada a Turín. Este spéos de Tutmosis III no presenta similitud con la cueva gigantesca de Ramsès II en Abu Simbel. entre los que destacan especialmente por sus dimensiones los de Abu Simbel. Las divinidades antiguas se taparon con pintura y se decoró con varias cruces. que en la actualidad se encuentra trasladada en el Museo Egipcio de Turín. Des- graciadamente. La colaboración italiana en la salvación de los monumentos de Nubia se vio recompensada con la entrega por Egipto de esta obra rupestre. ya que está compuesto de un único cuarto rupestre. en el momento de la creación de la segunda presa. al que se entra por un acceso irregular. Estas fueron destruidas durante la persecución religiosa de Amenhotep IV. de los que se construyeron en Nubia. causándoles daños irreparables. entre ellos Senusert y Deduen. todos los colores y muchos relieves se han visto alterados durante décadas por los largos periodos de inmersión. El-Lessylla es uno de los primeros hipogeos. la cueva-matriz subterránea que asegura al faraón la fuerza divina que emana de las profundidades rocosas. afectada por la construcción de la segunda presa de Assuán.5 m x 3 m con un nicho. En el fondo se albergaban las tres estatuas citadas. tres cuadros lo representan a los lados de los dioses de Alto-Egipto y Nubia. esta capilla de Tutmosis III se volvió un lugar de culto. como testifican los grabados del santuario. con una orientación de los locales según el eje norte sur. templos rupestres excavados en laderas rocosas del Nilo. En los años 60. su desaparición estaba asegurada. Lessiya es una localidad situada en la orilla oriental del Nilo. La opción de una cueva subterránea también como capilla era entendida por los egipcios como el símbolo de la tierra.(41) El lugar fue restaurado por Ramsès II. ANTIGUO EGIPTO 51 C. En el nicho existían imágenes de Tutmosis III entre Horus y Satis. el norte hacia Thebas y el sur hacia el Koush. simboliza el programa político- religioso de Tutmosis III en Nubia. A pesar de sus proporciones reducidas.(42) . en la que se encontraba este templo excavado en la roca. en cuyo Museo Egipcio se encuentra instalada.EL TEMPLO DE EL-LESSIYA EN COMPENSACIÓN A ITALIA A unos 200 km de Assuán se encontraba una pequeña capilla rupestre levantada por Tutmosis III. en la región Nubia. En la pared norte. decorada con imágenes del faraón en presencia de diferentes dioses nubios. Un dintel decoraba la entrada con el disco solar. En el mo- mento de la cristianización de Nubia.. Ramsés II las restauró representándose a sí mismo junto con Amón-Ra y Horus. obra del faraón Tutmosis III. Como ocurrió con muchos templos nubios. la madre universal.

instalado en el edificio del Altes Museum de Berlín. alrededor del año 1340 a. puerta que fue regalada a Alemania y que. planteando problemas a futuras generaciones para reconocer la licitud de desprenderse de partes tan importantes de su propia historia y de su patrimonio monumental. No hay duda de que podría considerarse esta entrega como algo inaceptable. En 1962-3 fue desmontado y todos sus bloques. Holanda y Alemania.UNA PORTADA DE KALABSHA A BERLÍN Y LA CAPILLA DE TAFFA A HOLANDA El templo de Kalabsha se hallaba bajo las aguas la mayor parte del año desde 1902. La pintura se ha conservado desde el año 1340 a. El consentimiento del donante puede diferenciarlo. cuyos restos apenas representaban los cimientos del edificio y dos hiladas de bloques. muy especialmente. unos trece mil.C. sin necesidad de ser restaurada. se encuentra ahora reconstruida en el Ägyptisches Museum de Berlín. La portada de Kalabsha es el pago recibido por la colaboración de Alemania en la recuperación de los monumentos de Nubia. entrando en el santuario a través de un atrio. Fue construido durante el reinado de Augusto y dedicado al dios nubio Mandulis. pero es frecuente que los límites de la propiedad se diluyan. se regalaron cinco de los templos nubios de la zona a otros tantos países: España. y las enormes columnas del templo de la pirámide del Rey Sahure del año 2400 a.C. Otro punto de atención es la Cabeza Verde (400 a. además.35 m de altura. como ocurrió con los mármoles de Elgin. fueron llevados a las cercanías de la nueva presa. considerada la obra más importante de la era egipcia tardía.). acompañado de Osiris e Isis. a unos 45 kilómetros al sur de Assuán. del tiempo del rey Akhenaton de Tell el Amarna. EE. D. La capilla de Taffa. una sala hipóstila y dos vestíbulos. tras la construcción de la primera presa de Assuán.C. en pago de gratitud por la colaboración internacional. En 1963 la obra digna de faraones que fue desmon- tar y trasladar los templos de Nubia para evitar que quedaran sumergidos bajo las aguas del Nilo por la construcción de la presa de Assuán no pudo ser sufragada por Egipto y.C.52 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA No siempre resulta fácil distinguir entre lo que es expolio y lo que no. encierra obras tan famosas como el busto de la reina Nefertiti.UU.(43) El Ägyptisches Museum. Durante su desmantelamiento aparecieron bloques de una antigua puerta que volvieron a ser reutilizados por los últimos Ptolomeos y por Augusto. con sus 7... era un edificio de época grecorromana .C. posee una de las colecciones más importantes del mundo de arte egipcio y. El busto fue descubierto en 1912 durante las excavaciones realizadas por Ludwig Borchardt en Amarna. Frente al pilón de entrada hay un muelle y una terraza.. Italia. La monumentalidad arquitectónica egipcia está presente en el museo con la puerta del templo de Kalabsha de 20 a. donde fue reconstruido sobre una cota más elevada. aproximadamente.

despertó entre los europeos. tras su instalación en el interior del Rijksmuseum Oudheden en la ciudad de Leiden. El accidentado viaje de los obeliscos Los obeliscos fueron una ambicionada presa para los insaciables conquistadores de Egipto. para hacerlas visibles en la distancia. en hitos urbanos de las grandes ciudades. como hitos solemnes del urbanismo de todos los tiempos. Sin embargo. muy deteriorado. para convertirse en trofeos conquistados y. . que se han seguido construyendo en la Edad Contemporánea por su carisma monumental y simbólico. uno a uno los obeliscos comenzaron a caer también. También se anegaba periódicamente desde la construcción de la primera presa. Asurbanipal se llevó dos a Asiria y los emperadores romanos se llevaron varios a Roma. por lo que fue desmontado y guardado para entregarlo final- mente a Holanda. y también a Constantinopla. es de las pocas muestras de interés que el templo. que hizo necesario construir naves especiales ya desde la misma época romana. incluso siendo trasladados de sitio en el mismo Egipto faraónico por sus sucesores. ha sufrido una anastilosis tan completa que parece un edificio nuevo. llegando incluso a la lejana New York. La presencia en la Historia de la Arquitectura de los obeliscos ha sido tan potente. perdiendo su carácter simbólico. Ramsés II y Tutmosis III. La colocación de un obelisco en un emplazamiento urbano era todo un acontecimiento multitudinario. El traslado fue en todos los casos una auténtica epope- ya. Al final del siglo XVI el Papa Sixto V tuvo la idea de utilizarlos como marcas urbanas para los peregrinos que visitaban Roma. Dos faraones sufrieron especialmente el saqueo de sus obeliscos. finalmente. Hasta el mismo siglo XIX estuvieron saliendo obeliscos de Egipto. pero los que llegaron a su destino también sufrieron deterioros y roturas. Un grabado de 1819. país colaborador en la Campaña de Nubia. debiendo ser restaurados antes de reutilizarlos. condicionado por su enorme peso. colocándolos delante de las basílicas mayores. aunque cristianizándolos con la incorporación de cruces en lo alto. sin que hasta el Renacimiento volviera a haber interés por ellos. ANTIGUO EGIPTO 53 que estuvo dedicado al culto de la diosa Isis. Alguno de los obeliscos egipcios fue trasladado de emplazamiento dos y tres veces. realizado por François Chretien. Cuando el Imperio Romano cayó. Alguno descansa en el fondo del Nilo o del Mediterráneo. ciudad que tiene el record del mundo con 13 obeliscos. rotos o partidos. quedando en- terrados. como también lo era desmontarlo de su lugar de origen sin que se partiera al volcarlo.

en la que mu- rieron 548 soldados italianos. aunque fue instalado ante el templo de Isis y Serapis. colocándolo en 1781 entre las estatuas romanas de Cástor y Polux. Es posible que fueran erigidos por el faraón Psamético II o por Apriles. que con sus caballos procedían. fue desenterrado en 1587 por el Papa Sixto V. a su vez. quien lo volvió a ubicar en su lugar original. El segundo tiene 14. el primero en tres pedazos. Durante siglos de abandono. tras ser derribado en época incierta. el de Adriano (Castell Sant Angelo) y el de Augusto. En total se trasladó tres veces. hasta que fue reformada en 1924. En cualquier caso se erigió tres veces. durante la primera guerra de Etiopía. los hijos gemelos de Júpiter. Tito o Domiciano. en el Campo Martius de la capital del Imperio.54 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA A. aunque otros autores sostienen que habrían sido levantados por Vespasiano. fue descubierto en el siglo XVI en las rui- nas del mausoleo de Augusto. fueron descubiertos fragmentados. aunque no hay ninguna prueba de ello.EL OBELISCO DE RAMSES II EN LA PLAZA DE LA REPÚBLICA DE ROMA Este obelisco. todos ellos en el siglo I de nuestra era.C. En ese año. que estaba ante los pilonos del templo egipcio de la ciudad de Heliópolis y había sido construido por el faraón Ramsés II. En 1887.. doscientos años después. el traslado de Egipto a Roma habría ocurrido en tiempos de Claudio. Estos dos obeliscos gemelos Esquilino y Quirinale. que colocaron obeliscos traídos de Egipto ante sus portadas. fueron decorados al estilo egip- cio por los emperadores romanos. que se encuentra detrás de la basílica de Santa María la Mayor en Roma.. por lo que es imposible saber quién mandó construirlos. formaba pareja con otro obelisco también trasladado. el que se encuentra en los Jardines Boboli del Palacio Pitti de Florencia. Según una hipótesis. Allí quedó el Obelisco en la llamada Piazza del Cinquecento. inscribiéndose en su base los nombres de los soldados fallecidos. Para conmemorar el suceso se decidió levantar el obelisco en la Estación Términi. de las termas de Constantino. Así se recoge en un plano de Roma antigua reconstruida de Braun Hogenberg en 1575. No se sabe qué empera- dor mandó trasladarlo a Roma ni cuándo. del que es gemelo el del Quirinal. tuvo lugar la Batalla de Dogali. .. detrás de la iglesia de San Rocco. el obelisco fue trasladado a un pequeño parque muy cerca de la Piazza della Republica. lo trasladó ante el palacio del Quirinal. Pío VI. fue desenterrado en 1833 por el arqueólogo italiano Rodolfo Lancini.75 m de alto y pesa 45 toneladas. B.EL OBELISCO GEMELO DEL QUIRINAL EN ROMA Al igual que el obelisco Esquilino. entre los años 41-54 d. Además no poseen inscripción alguna. Los dos grandes mausoleos romanos.

En parte de sus inscrip- ciones. Mide 14. Las estampas y grabados del Jubileo romano de 1600 ya recogen reproducidos los obeliscos de Sixto V ante las grandes basílicas jubilares. El emperador. pudo haberlo mandado hacer entre los siglos I y II d.. El Papa Clemente XII lo trasladó en 1733 a la Piazza di S. ya que durante el Imperio se siguió encargando la realización de obeliscos. (44) D. de ahí que se le conozca como obelisco Sallustiano. delante de la iglesia de la Trinidad del Monte. Este obelisco se derrumbó en fecha incierta. pudiendo llegar a Roma en el siglo I para decorar la entrada del Mausoleo de Augusto. el conocido como Esquilino. por lo que se desconoce quien los mandó construir o erigir. Pío VI encargó al arquitecto Antinori erigirlo en su localización actual. por lo que una vez en su destino escultores romanos copiaron en sus caras los mismos textos que tenía el obelisco de la Plaza del Pópolo..10 m de alto. como hito de referencia en su intento de ordenar urbanísticamente la ciudad de Roma. en que se descubrió enterrado. aunque se trasladó a Roma sin tener todavía los textos jeroglíficos tallados. En el año 1587 Sixto V lo colocó tras la basílica de Santa María la Mayor. y el que se encuentra en la Plaza de Montecitorio.. conocido como Flaminio. Los dos primeros obeliscos viajeros fueron éste. Giovanni in Laterano. El obelisco fue hallado en los jardines Salustianos. donde todavía se conserva. estado en el que permaneció hasta 1519. ANTIGUO EGIPTO 55 C. E.C. ambos procedentes del templo de Ra en Heliópolis y erigidos por el faraón Ramsés II. en lo alto de la escalinata de plaza España. Seti I se describe como “el que llenó Heliópolis de obeliscos.EL OBELISCO ANTE LA TRINIDAD DEL MONTE Como en otros casos. Generalmente se admite que el emperador Adriano lo hizo tallar en Assuán. también se desconoce si este obelisco es realmente de construcción egipcia o algún emperador romano. como referencias para los peregrinos. En 1789. Se les atribuye a los faraones Psamético II o Apriles. son los tres únicos de Roma que carecen de inscripciones en sus caras. pero cayó al moverlo y así permaneció durante 55 años. no identificado. tanto para Egipto como para Roma. aunque tres de sus caras ya estaban decoradas por su padre el faraón Seti I. teniendo dos o tres ubicaciones en su historia.EL OBELISCO DE SETI I O “FLAMINIO” EN LA PLAZA DEL PÓPOLO El emperador Octavio Augusto fue el primero en llevarse obeliscos a Roma desde Egipto. mientras que la cuarta corresponde a Ramsés II. al que suele atribuirse.EL OBELISCO DE SANTA MARÍA LA MAYOR El obelisco situado ante el ábside de la basílica de Santa Mª la Mayor de Roma. para conmemorar la conquista de Egipto tras la batalla de . junto con el obelisco de San Pedro y el del Quirinal. cuyos rayos iluminan el Templo de Ra”.

aunque todavía se pueden leer los nombres de este rey: “El Horus de Oro. que procedía de Heliópolis. mandó trasladar el obelisco. Este obe- lisco es el compañero del que se levanta en la Villa Celimontana.(45) F. el Rey del Alto y Bajo . situado frente al Panteón romano. Los obeliscos fueron traídos en epoca imperial al Iseum o templo de Isis en Roma. En 1589 quedó colocado ante la puerta Flaminia. lo emplazó en el Campo Marzio (lugar situado hoy día al norte de la Plaza de Montecitorio) para utilizarlo como un gigantesco reloj de sol.. iniciándose la tradición de instalar obeliscos en los circos. es de los más pequeños.EL OBELISCO DEL PANTEÓN El obelisco egipcio de la Plaza de la Rotonda.. que fue trasladada al Capitolio. el que embellece las Dos Tierras. experto en la instalación de obeliscos en la urbanizada nueva Roma sixtina. donde se colocaron. que llegó a Roma en el año 10 a. allí instalada. aunque estaba fragmentado en tres partes.77 m y un peso de 235 toneladas. en la Plaza del Pópolo. y en la base el escudo de armas del Papa.EL OBELISCO DE PSAMÉTICO II EN MONTECITORIO Octavio Augusto. Señor de Heliópolis. origen de su nombre actual. el del faraón Psamético II. Alberto de Canaldoli lo encontró enterrado en las ruinas del circo.C. el que hoy se encuentra en San Juan de Letrán. para ser colocado en la espina del circo Máximo. llevó dos obeliscos a Roma. amado de Atum. Luego se colocaría junto a él otro obelisco de menor tamaño. El obelisco. por orden del Papa Clemente XI. Allí permaneció hasta que en 1711.30 m. agregándose a la fuente diseñada por Giácomo della Porta en la plaza de la Rotonda. tras conquistar Egipto en el año 31 a. con tan solo 6. y está datado en época del faraón Ramsés II. pero se desconoce quién los trajo ni qué fue lo que ocurrió posteriormente. G. El Papa Sixto V encargó su restauración al arquitecto Do- ménico Fontana. En el siglo XVI. En el siglo XVI ya se encontraba elevado en la plaza de San Mateo. al sur del Coliseo romano..C. En lo alto fue colocada una cruz sobre una estrella. el segundo más grande de los obeliscos romanos.56 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Actium en el 31 a. Se le cuentan así cuatro emplazamientos distintos. ya que no hay noticias de ellos. uno lo erigió en el circo Máximo y el otro. tiene muchas de sus inscrip- ciones erosionadas. sustituyendo a la estatua ecuestre de Marco Aurelio.C.34 m de alto. fue transportado a su ubicación actual. que con la base alcanza los 32. diseñando también la fuente que acompaña hoy al obelisco. con una altura de 23. La plaza fue reformada por el arquitecto José Valadier a principios del siglo XIX. procedentes ambos del templo de Ra en Heliópolis. frente al Panteón. El obelisco Flaminio es de granito rojo..

a la que pertenecía Alejandro VII). donde Poliphilo representa a un elefante de piedra que lleva un obelisco. De los varios croquis que presentó al pontífice. El Papa Sixto V en- cargó en 1587 que se volviera a erigir en el mismo lugar que estuvo. Está tallado en granito rojo y se encontraba en la ciudad egipcia de Sais. el obelisco estaría elevado sobre el elefante sin ningún soporte debajo del animal. En el Campo de Marte permaneció durante siglos derrumbado desde los siglos X u XI. Fue restaurado nuevamente en 1966. frente al edificio del Parlamento. por donde atra- viesan los rayos del sol marcando el tiempo sobre muescas del pavimento. El padre dominico y arquitecto Domenico Paglia propuso la idea de colocar el obelisco recli- nado sobre seis colinas pequeñas (las colinas del escudo de la familia de Chigi. no demostró demasiada eficacia en su destino horario. dando la espalda a los dominicos. cuando el Papa Benedicto XIV lo localiza de nuevo. con un globo de bronce en lo alto. Bernini se había inspirado en el libro Hypnerotomachia Poliphili. en los jardines del monasterio de Santa María sobre Minerva. lo restaura y lo vuelve a levantar entre 1751 y 1787. Neferibra. Es el obelisco que más veces se ha caído y ha sido restaurado. tan sólo mide 5. El Papa rechazó el plan. El texto alegórico de la base. Tiene 21. Pero el padre Paglia se enfrentó a la idea. con un perro en cada esquina.47 m. cuando fue descubierto en 1512.79 m de alto y pesa 230 toneladas.EL OBELISCO DEL ELEFANTITO EN LA PLAZA DE MINERVA El obelisco de Plaza de La Minerva es el más pequeño de Roma. molesto. Sin embargo. de nuevo volvía a ser un reloj solar. El 14 de junio de 1792 el Papa Pío VI lo reubicó en la plaza de Montecitorio. el hijo de su cuerpo. pero siguió enterrado hasta dos siglos más tarde.. lleno de referencias simbó- licas. La escultura fue ejecutada por Ercole Ferrata. dictado por el propio Papa dice “Esta es la muestra de una mente fuerte para mantener un sólido conocimiento”. Al llegar a Roma estuvo colocado frente al templo de Isis y fue encontrado bajo las ruinas del templo en 1665. . En 1667 el Papa Alejandro VII (Chigi) decidió levantarlo en la plaza delante de la misma iglesia. éste eligió el elefante como soporte simbólico. amado de las Almas de Heliópolis”. amado de Ra-Horajty. tapó con una tela el soporte de la estatua y giró la cabeza del animal hacia el otro lado de la plaza. exigiendo que bajo el animal se colocara un cubo para soportar el peso.(46) En la idea original. Bernini. para que- dar sepultado y olvidado hasta el siglo XVI. ANTIGUO EGIPTO 57 Egipto. ya que su deseo era que fuese un símbolo del conocimiento y encomendó el trabajo a Lorenzo Bernini. que ciñe la Corona Blanca y quien une la Doble Corona. Psamético. perteneciendo al faraón Psamético II. H.

. de las ruinas del Circo Máximo . El penoso recorrido de esta enorme mole de piedra es otra de las grandes hazañas del esfuerzo humano . Llamado obelisco Lateranense. Colgado en el aire permaneció suspendido durante mucho tiempo hasta que. mientras que éste. subiendo por el Tiber. fracturado por las inclemencias del tiempo . Pontífice Máximo. primero por Octavio Augusto. en un último esfuerzo. En el siglo XVI monseñor Michele Mercatil informó al Papa Sixto V de la existencia del obelisco... siendo encontrado partido en tres piezas.18 m de alto y 37 m incluyendo la base con un peso de 455 toneladas. una tarea casi imposible. fue extraído de la cantera de Assuán en el reinado de Tutmosis III. Augusto optó por llevarse los dos obeliscos del templo de Heliópolis. varios miles de hombres le dieron la vuelta. que hoy se encuentra en la plaza ante San Juan de Letrán. y fue el primer gran monumento erigido en Roma des- pués que se estableciera el cristianismo como religión oficial. fue tras- ladado en la antigüedad. extrajo este obelisco. que tuvo que desistir por su peso y enormes dimensiones. luego por el emperador Constantino.”..IV EN SAN JUAN DE LETRAN También este obelisco.EL OBELISCO DE TUMOSIS III .C. Se cree que habría sido pareja del obelisco que se encuentra roto e inacabado en las canteras en Assuán. que quiso instalarlo en Constan- tinopla. pudo ser trasladado penosamente en el año 337 hasta Alejandría. si no el más alto. Durante 35 años estuvo en los talleres de Karnak y fue erigido finalmente por Tutmosis IV ante el Templo de Amón-Ra en Karnak. donde fue colocado en un trineo y arrastrado lentamente a través de la puerta Ostiense hasta el circo Máximo.. Es uno de los más grandes. El 3 de agosto de 1587 fue elevado en su emplazamiento actual ante la puerta norte del crucero de San Juan de Letrán.. Según sus inscripciones jeroglíficas. al que fueron atadas tal cantidad de cuerdas que formaron una red que prácticamente lo ocultaba. en las afueras de Roma. erigido en el 1490 a. junto a otros llevados con anterioridad. debiendo hacerse para ello un auténtico bosque de vigas. En la base se labró la inscripción en latín: “Sixto V. a una profundidad de 7m en el solar del circo Máximo. durante una corta visita de Constantino.. en granito rojo. con 300 remeros. El obelisco fue inaugurado oficialmente en la primavera del año 357. En la ciudad egipcia se encontraba aún cuando falleció Constantino. Para su traslado por el Nilo debió construirse una nave considerable. tiene 32. Faltaba solamente ponerlo en posición vertical. por lo que simbolizó la victoria de la nueva religión sobre el paganismo. cristianizando su cúspide con una cruz. Luego. El obelisco fue llevado hasta Vicus Alexandra..58 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA I. optando su sucesor Constantino II por llevarlo a Roma. otro navío construido al efecto lo trasladó a Roma. donde finalmente fue instalado en la espina del circo Máximo. de los que en la actualidad se conservan en pie. puerto de salida de los obeliscos hacia Roma. procedente de Karnak.

en 1651. La erección de obeliscos no se interrumpió con la conquista de Egipto por los romanos. donde se acabó rompiendo en cinco trozos. Domi- ciano. de 17. con- virtiéndose durante la Edad Media en uno de los más destacados espacios urbanos de Roma. El circo de Domiciano. con tan alto coste que el proyecto provocó un incremento en los impuestos. Todos los trabajos fueron finalizados aquel mismo año. aunque fueron descubiertos con posterioridad y hoy se conservan en el Museo Egipcio del Vaticano. Su nombre está inscrito en escritura jeroglífica en el obelisco. aunque fuese tallado en Assuán. fue el primer emperador en hacerse tallar un obelisco para erigirlo en su honor.EL OBELISCO DE LA PLAZA NAVONA Este obelisco. El obelisco fue finalmente colocado en su cuarta ubicación histórica. permaneciendo allí hasta el siglo IV. Mercati sugirió al Papa Sixto V su instalación ante la basílica de San Sebastián. sino que. El obelisco. que contiene tam- bién una escena en la que una diosa presenta la Doble Corona al emperador. cuando se encargó a Bernini su restauración y erección en la Plaza Navona. actual Plaza Navona. sobre la Fon- tana dei Fuimi. Algunos fragmentos del obelisco no se encontraron. tenía capacidad para 30. momento en que el emperador Magencio lo trasladó a la espina del circo de su hijo Rómulo. como el de Borromini. (47) En el siglo XVI. como en este caso. Para instalar el obelisco se presentaron varios proyectos. una obra maestra del Barroco con la personificación simbólica de los cuatro mayores ríos de los continentes conocidos hasta ese momento. Fue durante el pontificado de Inocencio X (Pamphíli). conmemorando su llegada al poder. entre los años 81-96. que aseguraban que era imposible elevar el obelisco sobre un monumento hueco. sin que se mostrara interés por su recuperación. no tiene su origen en el antiguo Egipto.000 espectadores. el Danubio (representando a . donde estuvo el estadio de Domiciano. como era la roca diseñada por Bernini.50 m de alto. fue traído a Roma y erigido entre el Serapeum y el Iseum (templos de Serapis e Isis) en el Campo de Marte. ya que fue mandado construir por el emperador Domiciano en el siglo I. con cuatro sencillas fuentes en las caras se su basamento. ANTIGUO EGIPTO 59 J. varios de ellos fueron encargados a los talleres de Assuán para decorar las ciudades del imperio. conocida como Circo Agonale. entre el 309 y el 312.(48) La aceptación de la propuesta de Bernini generó la crítica de los seguidores de Borromini.. por lo que se reempla- zaron. en la Vía Apia cerca de la tumba de Cecilia Metilla. lo que produjo numerosas protestas de los ciudadanos contra el Papa y su familia. mucho más simple. colocado por Bernini en la fuente de los Cuatro Ríos de la plaza Navona de Roma.

Entre los años 37 al 40 fue llevado a Roma por el emperador Calígula. Mide 25.EL OBELISCO DE LA PLAZA DE SAN PEDRO EN ROMA Junto con el obelisco Esquiliano y Quirinal. tal y como reza la inscripción de su pedestal. siendo colocado en la spina y dedicado al Sol y a los emperadores Augusto y Tiberio. e delle fabriche fatte da nostro Signore Sisto V. donde se describe cómo el obelisco fue desmontado con una enorme estructura de madera y levantado de forma espectacular con otra estructura similar de vigas en el centro de la plaza. todo ello más de cien años antes de que Champollión y la Piedra Rosetta permitieran su interpretación definitiva.60 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Europa). que propuso levantarlo con 150 caballos. pese a desaparecer el circo y su spina. el Nilo (representando a África) y el Ganges (representando a Asia). aunque también se considera un encargo de Octavio Augusto. Interesado por sus significados enigmáticos. 1590 (50). Se cree que salió de las canteras de Assuán durante el reinado del faraón Amenemhat III. Su interés por las culturas orientales le llevó a estudiar el mundo egipcio. el jesuita Athanasius Kircher realizó dibujos detallados de sus inscripciones y geroglíficos. cuando se construyó en el siglo IV la basílica de San Pedro. En 1586 el Papa Sixto V decidió colocarlo frente a la nueva catedral de San Pedro. por lo que se desconoce quién mandó construirlo o erigirlo. K. En concreto sobre el de la Plaza Navona escribió en 1650 Obeliscus Pam- philus y Obelisco Aegyptiaci.37 m de alto sin contar la base. en cuyo costado meridional se mantuvo aislado. que lo erigió en el Foro Juliano de Alejandría. La posición del obelisco debería coincidir con el eje de la iglesia y de la cúpula. El delicado traslado le fue encargado al arquitecto Domenico Fontana. De este obelisco y de otros varios de Roma. el Río de la Plata (representando a América). el obelisco de la plaza de San Pedro del Vaticano es uno de los que carecen de inscripciones en sus caras. eligiendo para su emplazamiento su propio circo. Sin embargo.. se encuentra descrito en su libro: Del modo tenuto nel transportare l´obelisco Vaticano. El proceso. Durante siglos se mantuvo en pie. Interpretatio hieroglyphica en 1666 (49). cuando aún no se había terminado su fachada ni se habían derribado los tramos finales del atrio de la vieja basílica constantiniana. ochenta años antes de que Bernini construyera la columnata. posteriormente llamado Circus Gaii et Neronis. 900 hombres y 47 poleas. planteó un código de traducción de las inscripciones egipcias que desarrolló en varias publicaciones sobre los obeliscos romanos. Roma. como indica un grabado de Fontana en que supone construida la fachada de San Pedro que proyectó Miguel Ángel. dificultades topográficas o de alineación dieron como resultado una separación . con un peso de 331 toneladas. ricamente ilustrado con grabados.

o en litografías del siglo XVIII. siendo desmontado mediante rampas de tierra y madera por los romanos. que comienzan siempre con una lista de la genealogía real. cuando el lugar se convirtió en parque. sin encontrar nada. Otros atribuyen su instalación a Juliano o a Teodosio. Se cree que fue el emperador Constantino quien lo llevó para la spina del hipódromo de la fun- dada ciudad de Constantinopla. Según una leyenda se creía que el globo de bronce que coronaba su punta contenía las cenizas de Julio Cesar. Aunque el hipódromo de Estambul desapareció. El Papa Sixto V quitó ese remate reemplazándolo por una cruz. en el año 390. Así aparecen reflejados en ilustraciones y mapas de la ciudad de los siglos XVI y XVII. inscribiendo la gloria de sus expediciones militares. L. conservándose hoy en pie solamente la parte superior. sosteniendo una corona destinada al vencedor de la carrera de carros. creando serios problemas de trazado a la obra posterior de Bernini. Las escenas del pedestal superior representan a Teodosio con sus hijos Arcadio y Honorio. ANTIGUO EGIPTO 61 considerable del obelisco respecto al eje del templo. con 29 m de alto. aunque antes estuvo un largo periodo de tiempo tumbado en Alejandría. Cada una de estas cuatro caras del fuste tiene una sola columna de jeroglíficos. con la parte inferior más ancha que la superior. pero se partió durante su traslado o quizás al levantarlo en su actual emplazamiento. En la parte superior de cada una de las caras del fuste hay una representación del faraón arro- dillado frente al dios Amón-Ra. . En tiempos de Teodosio se erigió. aunque no se sabe quién ordenó trasladarlo a Constantinopla. por lo que durante la recolocación los trabajadores inspeccionaron el globo de metal que se encontraba en lo alto.. Tutmosis III lo erigió en el año 33 de su reinado para conmemorar sus conquistas en el oeste de Asia. En la primera tiene grabadas inscripciones y dos escenas en las que se puede ver el obelisco tendido en el barco que lo transportó y de pie en la espina del hipódro- mo. como el cruce del rió Eúfrates en Siria. este obelisco y otro adjunto de peor calidad permanecieron en pie durante siglos. que los muestran en la plaza At Meydani o de los Caballos. elevado junto con su pareja. durante una carrera.(51) En 1818 fueron agregados a la base cuatro leones.EL OBELISCO DE KARNAK DE TUTMOSIS III EN ESTAMBUL El obelisco Dikilitas. siendo colocado sobre cuatro bloques de un doble pedestal de mármol. Debía encontrarse. perteneciente al reinado del faraón Tutmosis III. que debieron mandar cons- truir un navio especial para su traslado. al que hace ofrendas. con la cresta de bronce de la Familia Chigi (una estrella sobre unos pequeños montes). cerca del séptimo pilono del templo de Amón en Karnak. debió ser uno de los mayores de Egipto.

sin perder tiempo.EL OBELISCO DE TUTMOSIS III Y CLEOPATRA EN LONDRES Este obelisco londinense tiene grabadas en cada una de las caras inscripciones geroglíficas de Tutmosis III. iniciando conver- saciones para conseguir al menos uno de los obeliscos de Luxor.. sogas y megáfonos para dirigir la operación. Se desmontó en oc- tubre de 1831. en diciembre de 1836. antes de que lo robaran los asirios o los invasores persas en el siglo VI a. tuvo noticias de que los ingleses querían comprar varios obeliscos al gobernador Mohammed-Ali. descifra- dor de la lengua jeroglífica tras el descubrimiento de la piedra Rosseta. Junto con su obelisco gemelo. En 1829. como se encontraba originariamente. Las autoridades francesas y egipcias se pusieron de acuerdo y. ante la presencia de casi 200. Champollion propuso. se le encargó el traslado a Jean-Baptiste Apollinaire. por la suma de 300. haciendo uso de poleas.000 francos. construido también por Tutmosis III con motivo de las fiestas Set en el antiguo templo . saliendo de Egipto con su pesada carga en abril de 1833. donde antes estuvo la estatua de Luis XIII y después la guillotina. El barón Taylor fue enviado por Carlos X para cerrar el trato. El 14 de Mayo de 1998 fue colocado en la punta del obelisco un casquillo de bronce recubierto de una lámina de oro. Para el traslado a Francia del obelisco. que consideraba una obra maestra amenazada de destrucción. durante la ocupación turca. que había partido de Tolón hacia Alejandría en busca del obelisco en marzo de 1831. mientras Champollion se encontraba en Egipto.(52) Luego fue trasladado a Paris vía Cherburgo a finales de diciembre de 1833.62 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA M.. El obelisco se levantó en la plaza de La Concordia. En su basamento se recogen figuras de las fases del traslado. Se colocó sobre una rampa elevada y luego volcado para elevarlo sobre el pedestal. para regresar a Tolón después de una travesía de 40 días por el Mediterráneo. Poco antes de la partida de Champollion hacia Fran- cia. para lo que hubo que excavar una profunda zanja. de 22. N. Fueron necesarios 300 hombres bajo la dirección de ingenieros franceses. Mohammed-Ali confirmó al padre de la egiptología que el obelisco que había escogido iría a París.EL OBELISCO DE RAMSÉS II EN LA PLAZA DE LA CONCORDIA EN PARÍS El traslado del obelisco de Ramsés II desde la portada de pilonos del templo de Luxor hasta París se debe al ingeniero naval y científico francés Jean-Francois Champollion. ya que el obelisco y el mismo templo de Luxor estaban semienterrados por la arena del desierto. el Luxor.C. como había deseado el mismo Napoleón. a las que Ramsés II añadió su nombre y títulos.83 m de alto y 227 toneladas de peso.000 personas. se construyó un barco especial. trasladar el monolito de Luxor a París. aunque su colocación se retrasó hasta el año 1836.

a donde los había trasladado Cleopatra para decorar su palacio. los ingleses iniciaron los trámites para apropiarse del obelisco. Así. un mapa de Londres.(53) Lo mismo sucedió con la abadía de Westminster. Uno de los dos obeliscos de 20. una colección de juguetes. una copia de la guía de trenes Bradshaw. son los que más lejos han viajado de la larga lista de obeliscos trasladados. una caja con artículos de tocador de mujer y 12 fotografías de bellas mujeres inglesas. . especialmente acondicionado para albergar en su interior el preciado obelisco de granito rosa. aproximadamente en el año 1468 a. Llegó a Londres el 12 de septiembre de aquel año. un pedazo de granito del mismo obelisco.87 m y 187 toneladas de peso se derrumbó en 1311. Fue encontrado por el vapor Glasgow que logró llevarlo a Inglaterra. la historia del traslado del obelisco desde Alejandría a Londres con los planos.. En septiembre de 1881 se le añadieron dos esfinges egipcias de Tutmosis III en bronce. ANTIGUO EGIPTO 63 de Amón en Heliópolis. realizadas en basalto negro. una copia de la Biblia en varios idiomas con el Pentateuco en hebreo y el libro del Génesis en árabe. los diarios del día. ambos en el siglo XIX. copias de las originales que se encuentran en la colección egipcia del duque de Northumberland en el castillo de Alnwick. una copia de la guía telefónica de Londres. fue re- molcado por el vapor Olga a través del Mediterráneo y el Atlántico. por lo que se acordó un lugar más accesible. con forma de contenedor cilíndrico recubierto como un casco de barco con mástiles. entrando en el río Támesis en enero de 1878. un retrato de la reina Vic- toria. Como toda fundación. por lo que fue descartado erigirlo ante el Museo Británico. En 1877 el gobierno egipcio lo regaló a la reina Vic- toria y fue trasladado a Londres por John Dixon en un barco construido especialmente para ello. un gato hidráulico. ante el embarcadero del Támesis. llamado el Cleopatra. Cuando atravesaban el golfo de Vizcaya un temporal rompió las cadenas que los unía quedando a la deriva a punto de hundirse. lo que facilitó su embarque a Europa. La razón estriba en que ya se encontraban en Alejandría. una caja de cigarrillos. encajado dentro de una especie de submarino flotante. un numero de pipas de tabaco. Uno fue llevado a Londres y el otro a New York. y pedazos de cables usados para levantar el obelisco.C. una copia del almanaque Whitaker. razón por la que son conocidos también con el nombre de esta reina como las Agujas de Cleopatra. permaneciendo en tierra cerca de la bahía. en el pedestal se introdujeron una serie de testimonios de la época. como un pequeño obelisco de bronce a escala. El debate sobre el lugar donde colocarlo estaba condicionado por el itinerario de calles por donde debía pasar. Después de derrotar a los franceses en la batalla de Alejandría en 1801. una colección completa de monedas británicas.

Londres 1956. El obelisco. diarios.. Somers. aproximadamente del año 1468 a. El teniente comandante de la Marina. 17 Publicación del Getty Conservation Institute. “Ancient Egyptian construction and architecture”. izándose ante la bahía de la ciudad. erigido por Tutmosis III ante el templo de Amón en Heliópolis. New York 1990. luego por la calle Noventa y Seis Este. 1998. Londres 1920. será el que más lejos acabe viajando en la Historia. Egipto en 1600 a. que aportó medallas conmemorativas de las victorias de la Armada Americana. llegando finalmente hasta el Museo Metropolitano de Arte.64 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Ñ. El obelisco. siendo instalado en Central Park. 13 Clarke. Oxford 1911. 15 Welsby.UU. Fue erigido finalmente el 22 de enero de 1881.C. abriendo un hueco en su casco. Vanderbilt. “A Proposal for the Conservation of the Great Sphinx”. se introdujo en la bodega de un navío. después atravesó la Quinta Avenida. “ Prehistoric Egypt”. Derek A.” Notas capítulo 2 12 Goneim. Henry Gorridge.(54) En el pedestal. . R. o la Constitución de los Estados Unidos. inició un lento viaje de más de 112 días por Manhattan. que se encontraba en Staten Island. “The Buried Pyramid”.C. emparejado con el que se trasladó a Londres. 16 Garstang.. “Meroë The city of the Ethiopians. En el pedestal fueron colocados objetos. por su ayuda en la construcción del canal de Suez. enviados por cada Departamento del Gobierno Federal. Being an account of a first season’s excavation on the site 1909-1910”. Fue erigido aquí el 22 de Enero de 1881 por la genero- sidad de Guillermo H. Fue movido a Alexandría en el 12 a.5 m y pesa 193 toneladas. 14 Petrie. que mide 21.M. Zakaria. Princeton. hasta la calle Ochenta y Seis. W. desplazándose lentamente a razón de 30 m. una placa de bronce nos recuerda su historia viajera: “Este obelisco fue erigido primero en Heliopolis. Se necesitaron 32 caballos para transportar por la ciudad el pedestal sobre el que se elevaría. por los Romanos. que había sido trasladado por esta reina a su palacio de Alejandría. Regalado por el Khedive de Egipto a la ciudad de Nueva York. fue el responsable del traslado. en agradecimiento a EE. Los Angeles 1990.-EL OBELISCO DE TUTMOSIS III TRASLADADO A NEW YORK Este obelisco. como la Marina. En 1869. .C. “The Kingdom of Kush: The Napatan and Meroitic Empires”.. Es uno de los dos llamados Agujas de Cleopatra. Tras una larga travesía llegó finalmente a la estación Quaran- tine en New York el 20 de julio de 1880. le fue regalado por el monarca de Egipto. Engelbach. hasta North River. Khedive Ismail. John.

207. Robert. incluido en el expediente 155957 de la: “Internacional Camping to Save the Monuments of Ancient Nubia. “Le temple de Edfou”. reflejada en su réplica para la Expo. 37 Roeder.AA. 29 Morgan... “La expedición Bonaparte. “ Karnak d´Egypte. Gazzola fue Presidente de ICOMOS entre 1965 y 1975. (4 vol. Wilkinson. Aveta. París 1980. Günther.AA.. E. Págs 204 . El nacimiento de la egiptología”. de tan buena conservación. Pág. Richard H. Luis Monreal Agustí. bajo la dirección de Rochemonteix. Barcelona 2002. de 1867. 32 Edwards. existe una Tesis Doctoral de. “Denderah”. ANTIGUO EGIPTO 65 18 “Estrategias Internacionales para la conservación del Patrimonio Cultural. (2 vol. “Temples and Tombs of Ancient Nubia. Madrid 1915. 19 Legrain. Paris 1979. Stephen. 23 Maspero. 20 Lepsius. 36 Edwards. Pág. Richard H. 30 Monreal Agustí. C. Publicación de la UNESCO. T. Amelia. la isla sagrada”. Academia Catalana de BB.) Viena 1909. Domaine du divin”. Gastón.. The Internacional Rescue Compaign at Abu Simbel. M. “El Arte en Egipto”. discurso de ingreso en la R. Píale and Other Sites”. J. 170.. 15 – 24. “Los templos del antiguo Egipto”. I. Luis. “Los templos del antiguo Egipto”.. J. Abu Simbel Monuments and Píale”. Pág. Barcelona 1996. Academia Catalana de BB. “Les temples de Karnak”. Barcelona 2003. “Debod bis Bab Kalabsche”. 21 Laufray. compuesta por catorce volúmenes. 27 La influencia que tuvo la restauración de Edfú en Francia. “Piero Gazzola: restauro dei monumenti e conservazione dei centri storici e del paesaggio” . 1945 – 1995”. Claudia. “Kom Ombos”. 25 Denon. 34 El informe emitido por Piero Gazzola para la UNESCO en septiembre de 1959 se denomina “Trans- fert des temples et autres monuments et ruines: considerations de carácter architectural et archeolo- gique”. Barcelona 1996.“Estrategias Internacionales para la conservación del Patrimonio Cultural. 28 Para una completa descripción de este templo. 31 Además de los documentos de la UNESCO sobre la Campaña de Nubia. 215. 24 Sole. París 1870 – 1873. Barcelona 2001. 35 Wilkinson. Girona 2005. Barcelona 2002. Università degli Studi di Napoli 2005. Discurso de ingreso en la R. 33 Sobre el arquitecto restaurador Piero Gazzola. “Filae.. .. Richard H. “Mil Millas Nilo Arriba”. Londres 1987. Barcelona 2002. Berlín 1849– 1859. ver .). y Chassinat. págs. Vivant. tuvo como consecuencia la edición de una obra mágna sobre este templo. París 1892 y El Cairo 1918. 1945 – 1995”. París 1929. El Cairo 1911. A. contiene valiosa información de esta espectacular campaña internacional. Richard. “Denkmäler aus Ägypten und Äthiopien”. de Sant Jordi de D. 22 Wilkinson. Säve-Söderbergh. “Sin mañana: Viaje al Alto y Bajo Egipto” (segunda edición). 32. de Sant Jordi. 26 Mariette. “Los templos del antiguo Egipto”..

y “Obeliscus Pamphilius” Roma 1650. P. 142. El Cairo 2004. Madrid 1982. “Le Grand Voyage de l’obélisque”. Dessins-Index”. Barcelona 1999. 49 Entre las numerosas obras de este erudito jesuita.Interpretatio hieroglyphica” Roma 1666. Temples immergés de la Nubie”. General di. 53 Wallis Budge. Anthony. 40 Blackman. 45 Marconi. Pág. “Le Speos d’El . edición y tra- ducción del italiano por Pilar Pedraza. este úl- timo interpretando el presunto significado de las inscripciones egipcias del obelisco instalado en la Fuente de los Cuatro Ríos en la plaza Navona. Museo Egipcio. “Borromini”. El Cairo 1968. 46 Colonna. 652. ou Monuments inedits des bords du Nil. UNESCO. Francisco J. París 2004. Robert. 103. Roma 1999-2003. “Obelisks.Lessiya: Cahier II. Roma 1590. Ángela. 47 Hibbard. 54 Cesnola. 51 Piperno. 43 Hawass. y otros. Howard. situés entre la premiére et la seconde cataracte”. París 1822. . Madrid 2001. Turín 1970. fatte dal cavalier Domenico Fontana architetto di Sua Santita”. 42 Curto.. and the New York Obelisk”. “Cleopatra’s Needles and Other Egyptian Obelisks”. Domenico. se encuentran: “Obelisci Ægyptiaci. Centre de Documentation et d’Etudes sur l’Ancienne Egypte. Francesco. Roma 1964. 48 Blunt. y Marino. “The temple of Dendur. E. 50 Fontana. Francois. New York 1881. “Della trasportatione dell’obelisco Vaticano et delle fabriche di Nostro Signore Papa Sisto V. Athanasius Kircher. “Documentación del templo de Debod: Salida de Egipto y su traslado a España” (Conferencia publicada on line por el Museo de San Isidro y el Instituto de Estudios del Antiguo Egipto). Aylward M.. “Giuseppe Valadier”. El Cairo 1911 41 El-Achirie. “Bernini”. “Obelisks of Rome”. “Sueño de Polífilo”( Hypnerotomachia Poliphili. Madrid 1982.A. Londres 2003. E.. Plans d’Architecture. 44 Guidoni. Venecia 1499). “Historia del Urbanismo: El siglo XVI”. “Il Tempio di Ellesija”. Silvio.Pág. 52 Solé.. Madrid 1985. “The island of Kalabsha”. Pág. H. Zahi. 39 Chretien.66 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 38 Martín Valentín. “Antiquités de la Nubie. Roberto. UNESCO.

Detalle de la Pirámide de Keops (foto de 1875) . Cicatriz de la voladura en 1837 por H. ANTIGUO EGIPTO 67 20 21 22 20. Vise en la pirámide de Keops 22. Pirámide de Sakara en 1918 (foto Charles Winckelsen) 21.

Pirámides de Meroe en Nubia (foto de 1906) 24. La Esfinge según Sebastián Serlio (ilustración de 1552) 26. Medición de la Esfinge por los franceses en 1798 (grabado de Denon) . Reconstrucción actual de pirámides en el conjunto nubio de Meroe (foto de 2005) 25.68 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 24 23 25 26 23.

La Esfinge muy deteriorada sin restaurar en 1900 ( foto Inst. ANTIGUO EGIPTO 69 27. Restauración de la cabeza de la Esfinge por Variase en 27 1925 (foto Mus. Art Londres) 28. F. Arts Boston) 28 .

La Avenida de las esfinges decapitadas de Karnak en 1930.70 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 29 30 29. El templo de Karnak semienterrado en ruinas antes de levantar las columnas (foto de 1863) 30. antes de su restauración (foto Palomeque) .

Templo de Luxor con la mezquita in- terior en 1918 (foto Charles Winckelsen) 32 . Entrada enterrada al templo de Luxor en 1860 (foto Francis Bedford) 32. ANTIGUO EGIPTO 71 31 31.

) 34.72 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 33 34 33. Templo de Dendera en proceso de desescombro. El templo de Edfou semienterrado en arena. antes de 1860. (ilustración del siglo XIX) 35 . & U. El templo de Edfou con las terrazas ocupadas por casas en 1802 (grabado de Vivian Denón) 35. año 1904 (foto Underw.

39. Reconstrucción actual del templo de Kom Ombo. ANTIGUO EGIPTO 73 37 36 38 39 36. Templo de Kom Ombo enterrado en arena h. Hammerschmidt) 38. con casas de adobe sobre la terraza (foto de 1863) 37. Templo de Edfou desenterrado por Mariette. Abu Simbel cubierto por la arena (grabado de las primeras décadas del siglo XIX) . 1860 ( foto W.

Abu Simbel medido. Construcción de la montaña de hormigón para reinsta- 41 lar el templo de Abu Simbel (foto 1968) . tras retirar la arena que lo cubría (foto de 1900) 41. Traslado de los colosos de Abu Simbel (foto de 1968) 42.74 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 40 42 40.

El templo de Debot llega a Madrid. Templo de Filé inundado tras las obras de la primera presa de Assuan (foto de 1900) 44. ANTIGUO EGIPTO 75 43 44 45 43. embalado en cajo- nes (foto de 1970) 46 . Traslado del templo de Filé a su nuevo emplazamiento en otra isla cercana del Nilo (foto de 1979) 45. Templo de Debot sumergido por la primera presa de Assuan (foto de 1960) 46.

Holanda (foto 2006) 48 49 50 . trasladado en 1978 al Metropolitan Museum de N. Soraluce) 50. Templo de Dendur en 1875 (foto Sebah) 49.76 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 47 47. Reconstrucción del templo de De- bod en Madrid en 1970 (foto Wagner y Coprensa) 48. Templo de Dendur. Capilla del templo de Taffa recons- truida en el Rijhsmuseum de Leiden.Y. (foto R.

Recuperación del obelisco roto para instalarlo en Mon- 54 tecitorio en 1748 (grabado de Giuseppe Vasi) . ANTIGUO EGIPTO 77 51 52 53 51. Traslado a Roma de un obelisco egipcio. Obelisco egipcio de la Trinidad del Monte en 1808 (cuadro de Francois Marius Granet) 54. Fresco del Va- ticano del siglo XVI (fuente C. El obelisco del Quirinal en 1860 (foto de la Biblioteca Real de Copenhague) 53. Lunghi) 52.

Obelisco de la Plaza Navona en 1865 (foto Bibliot. de Roma) 56. Obelisco de San Juan de Letrán en 1750 (grabado de Piranesi) 57. Obelisco de la plaza del Pópolo en 1860 (foto Archivo Com. Be- llas Artes Copenhague) 57 .78 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 55 56 55.

repro- ducción de su traslado desde Egipto. Francia) 61. Relieve del basamento del obelisco de Estambul. Erección del obelisco de Luxor en 1836 en la Plaza de 58 la Concordia de París (cuadro de Francois Dubois) 61 . ANTIGUO EGIPTO 79 59 60 58. Obelisco de Estambul en el antiguo hipódromo (foto Medt. 60. Nac. Traslado del obelisco de San Pedro en 1586 (grabado de Domingo Fontana) 59.

80 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 62 62. Embarque en un navío adaptado del obelisco de Cleo- patra para su traslado a Londres (foto 1877) 63. traslado en 1879 (fuente L´Egipte d´Antan) 65. Lunghi) 64. El obelisco de Cleopatra a la deriva en el Atlántico. Colocacion en Central Park del obelisco de Tutmosis III 63 en 1881 (fuente C. Lunghi) 64 65 . Obelisco egipcio para New York. tras soltarse del remolcador que lo conducía a Inglaterra (fuente C.

Esta situación estratégica provocó la construcción de distintas fortificaciones en el recinto. a través de varias plataformas sucesivas que ofrecían distintas perspectivas del conjunto hasta el templo. Como es habitual en . dedicado al culto de Poseidón.RESTOS DEL TEMPLO DE POSEIDON EN SUNION El cabo Sunion se encuentra a 65 km al sudeste de la ciudad de Atenas.. El templo. fue construido entre los años 450 y 440 a. el cabo Sunion. Al igual que la Acrópolis ateniense. Su posición de dominio sobre el mar Egeo lo convirtió en un punto clave para la defensa de la cercana capital griega. en la región de Ática. cobró especial importancia por lo encrespado del asentamiento sobre el mar.Capítulo 3 GRECIA Escasos testimonios de la arquitectura griega A.. para proteger las naves que abastecían a la ciudad de Atenas durante la guerra del Peloponeso. que ocupa el extremo sudeste de la fortaleza. erigidas en su mayor parte desde el año 412 a. Para enfatizar esta importancia. se convirtió en un bastión defensivo a pesar de albergar importantes espacios de culto dentro del perímetro fortificado.C. que a su vez se elevaba sobre un zócalo. que históricamente había sido asiento de diferentes templos. El templo.C. ya que desde este acusado promontorio se podían divisar barcos enemigos. el arquitecto constructor estudió el recorrido que va desde los Propíleos. por el arquitecto responsable del Theseion del ágora ateniense.

82 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA este periodo. con los últimos en posición diagonal. que aprovecharon su hallaz- go para abastecerse de bloques tallados que reutilizarían en otras construcciones. Sólo se conser- van algunas columnas en pie con los fragmentos del entablamento que las une. Se añade también una columna central en el vano final en la que el capitel se esculpió siguiendo los cánones del orden corintio y de la que hoy se con- serva tan sólo parte de la basa y el primer tramo del fuste. sino también por reunir los tres órdenes de la arquitectura clásica griega. Se cree que la construcción se inició hacia el año 420 a. Olvidado para Occidente. cuyas obras no se habían llegado a rematar a causa de la invasión persa. donde se puede adivinar la traza del interior del edificio sagrado.. aun- que los terremotos y el abandono propiciado por su posición apartada y totalmente expuesta a los vientos marinos parecen ser los causantes más probables de su destrucción. así como parte del estilóbato. no sólo por su orientación según el eje norte-sur. consta de 6 columnas dóricas en el frente y 15 en los laterales. Se desconocen las causas que llevaron al templo al estado de ruina que hoy nos muestra. de un tamaño mucho menor. Ya a principios del siglo XIX numerosos pintores y grabadores. naos y opistodomos típico de los templos griegos. C. fue redescubierto a finales del siglo XVIII por viajeros europeos.(55) El templo constaba de 6 columnas en el frente y 14 en los laterales. el edificio se erigió sobre las ruinas de un templo arcaico anterior. sino que sustrajeron parte de los sillares que aún permanecían en pie. también de orden dórico. No tomaron tan sólo las piezas que los terremotos habían tirado.C. sin sufrir las típicas transformaciones por parte de cristianos y musulmanes para convertirlo en basílica y mezquita.. El templo. promovida por los Figaleos en agradecimiento por haber sobrevivido a la peste. siendo el templo más antiguo en el que se colocó un capitel de orden corintio.(56) Se construyó entera- mente con piedra caliza gris de la zona sobre los cimientos de un templo arcaico anterior. Las columnas estaban formadas por tambores de mármol blanco de las canteras de Agrileza y fueron esculpidas con una esbel- tez que no se volverá a ver hasta el desarrollo del orden jónico en el siglo IV a. como el inglés Edward Dodwell. B. obra del arquitecto Ictinos. viajaron a Grecia con el objetivo de estudiar su arquitectura . respondiendo al esquema de pronaos.LAS PÉRDIDAS DEL TEMPLO DE APOLO EN BASSAE El templo de Apolo en Bassae constituye una de las edificaciones más singulares de la arqui- tectura religiosa griega. La posición en una zona montañosa apartada de núcleos de población hizo que el templo se conservase en buen estado durante siglos. Su organización espacial es también original con las columnas jónicas de la cella unidas a los paramentos laterales mediante fragmentos de muro. mientras que las del interior de la cella son jónicas.

al poner en evidencia el argumento británico de contar con unos sistemas de seguridad más eficientes y avanzados que los empleados en los museos griegos. Hasta hace pocos años se conservaba en el Museo Británico.. aunque sin los capiteles. lo que propició la elaboración de planes de protección del conjunto que incluyeron la instalación de equipos para estudiar microseísmos y variaciones de temperatura o humedad. Du- rante una de las excavaciones el capitel corintio más antiguo de la arquitectura griega se rompió de forma irreparable por error y de él sólo se conservan algunos dibujos. Buena parte de este friso fue sustraída por los ingleses y trasladada a Londres en 1815.SAQUEO DEL TEMPLO DE APOLO EN CORINTO Antes de la fundación de la ciudad de Corinto. De la estructura de cubierta no quedaba rastro alguno.C. tardía medida para unos restos tan castigados por la Historia y los hombres. controlando su acción sobre la piedra. Numerosos fragmentos del magnífico friso tallado se encontraban tendidos en el suelo del interior y del exterior del templo. así como la de orden corintio cuyo capitel puede verse apoyado sobre un tambor derruido en una ilustración del siglo XIX. Se trata de un refinado templo arcaico de orden dórico. entre una gran cantidad de escombros. considerado como uno de los más antiguos monumentos de la arquitectura griega de los que aún queda . Fruto de esta prosperidad económica se construyeron importantes monumentos como es el caso del templo de Apolo. salvo alguno de los fragmentos inferiores y tramos aislados de muro. los mejores testigos del desastroso estado en el que se encontraban. aunque todas las columnas de orden dórico del peristilo se mantenían en pie. C. En el caso del templo de Apolo en Bassae quedaron claramente patentes las consecuencias de la actuación de los seísmos y los saqueadores. Lo mismo ocurría con las columnas del pronaos y opistodomos.C. Ya en el siglo XX se iniciaron las labores de reconstrucción del templo. ya que funcionaba como puente comercial entre los mundos asiático y europeo.(57) Estos estudios y reproducciones fueron. Las columnas jónicas unidas a los muros de la cella habían desaparecido casi por completo. en muchos casos. pero en el 2001 fue robado de los almacenes del mismo. alrededor del año 1000 a.. En 1986 el templo de Apolo en Bassae fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. que se han visto limita- das por el mal estado y la ausencia de muchas de las piezas originales. La posición estratégica de la ciudad entre los mares Jónico y Egeo hizo que pronto adquiriese una gran importancia a nivel económico. Se ha podido reerigir bue- na parte de la cella con fragmentos de los muros y las columnas. Este desafortunado inci- dente reavivó la polémica de la devolución de las esculturas del Partenón a Grecia. construido entre los años 550 y 525 a. esta zona fue habitada esporádicamente. GRECIA 83 clásica a través de las ruinas.

lo que debió darle un as- pecto muy alargado. evidentes en este caso por la curvatura del fragmento de estilóbato conservado. Hoy en día sólo se mantienen en pie 7 columnas. Dörpfeld observó también la prematura utilización de las correcciones ópticas realizadas por los griegos. entre los años 1896 y 1901. Se movieron los sillares del templo y desaparecieron las construcciones que los rodeaban. Más tarde. A la llegada del arqueólogo alemán W. Posteriormente. que comenzará a emplearse en otros templos a partir de este momento. lo que permitió realizar una primera aproximación a su planimetría. Stuart visitó la zona y comprobó cómo las ruinas del templo habían sido empleadas en la construcción por los turcos de pequeñas casas que rodeaban al templo. dejó testimonio escrito de la existencia de 10 columnas intactas. el área fue explorada en profundidad por la Escuela Americana de Estudios Clásicos de Atenas. Del resto del templo sólo quedan los cimientos. como es el caso de Dominicus Brixianus. aunque las 12 columnas permanecían todavía in situ. hacia 1776. Jacques Spon y George Wheler se encontraron con 12 columnas en pie. Ya a finales del siglo XVII. Richardson. El desplome de la columna del opistodomos debió producirse entonces.(58) Se desconocen las causas que terminaron con la mayor parte de las columnas del templo. J. que muestran la huella de la existencia de una pequeña sacristía en una de las dos cámaras de la cella.C. lo que hizo ne- cesaria la refundación de la ciudad. 11 del peris- tilo y una del opistodomos in antis. .84 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA testimonio físico. cuando el gobernador turco mandó derribar 4 de las 11 columnas del peristilo para tallar los fragmentos y emplearlos como sillares en la construcción de su propia villa. además de distinguir algunas zonas del mismo que habían sido alteradas durante la época de dominio romano. Un siglo después. que es actualmente la teoría más aceptada. El saqueo de los restos continuó en 1818. aunque se cree que fueron víctimas de varios terremotos y saqueos. en siglo I a. B.(59) En esta exploración se identificó el templo como de culto al dios Apolo.C. bajo la dirección de R. una de ellas sin capitel y otras 5 unidas mediante parte del entablamento. otros viajeros contradijeron la versión del anticuario italiano. En 1858 un potente terremoto asoló Corinto reduciéndolo a ruinas. que en 1470 constató la existencia de 12 ó 14 columnas bastante grandes colocadas a escuadra. Dörpfeld a la zona en 1886 se iniciaron las primeras obras de limpieza del entorno del templo. Cuando el navegante Pizzicolli di Ancona llegó a la zona en 1436. Es un edificio hexástilo y períptero con 15 columnas monolíticas en los laterales. Se construyó sobre otro templo anterior del siglo VII a.

C. en la zona más elevada. el templo recuperó parte de su esplendor. seguido de una reconstrucción que se interrumpió en numerosas ocasiones hasta el año 330 a. bajo el gobierno de Augusto. En su santuario inclinado se construyeron numerosos templos de diferente tamaño.. con el edicto de Teodosio del año 394. más de 40 años después del desastre. lo que provocó la expulsión de la pito- nisa y los sacerdotes del templo y la posterior construcción de una basílica. con el abandono definitivo del santuario. los cultos paganos quedaron prohibidos. terminándose las obras en el año 510 a. períptero. construido por los míticos arquitectos Trofonio y Agamedes. del que se aprovecharon partes en la construcción de los templos posteriores.C.. GRECIA 85 D.C. Un terremoto destruyó gran parte del edificio en el 373 a. mientras que la decoración escultórica fue obra de Praxias.C. En el año 548 a.. A los graves desperfectos causados por sucesivos terremotos se suma- ron los destrozos llevados a cabo por los cristianos asentados en Delfos durante siglos. Tras la batalla ente los etolios y los galos. con una doble cella. se encontraron restos en las excavaciones realizadas en el siglo XX.. los primeros se hicieron con el poder de Delfos. con 6 columnas en el frontal y 15 en los laterales. pronaos y opistodomos. situada en las estribaciones montañosas del Parnaso.LA DESTRUCCIÓN PAULATINA DEL TEMPLO DE APOLO EN DELFOS La ciudad de Delfos. así como un gran teatro. hasta que entre los años 27 y 14 a. De entre todas las edificaciones destacaba el gran templo de Apolo. precedente del actual templo de Apolo. en los siglos XII-X a. Más tarde. La primera referencia real de una estructura sólida. según Pausanias. iniciándo- se la reconstrucción con grandes medios técnicos y económicos. Esta ocupación dificultó notablemente la exploración . Los romanos saquearon el santuario. fue considerada desde antiguo como un lugar sagrado.. incluyendo el famoso gran trípode de oro que había sido donado por los griegos tras la derrota de los persas. El emperador Constantino se llevó gran cantidad de los tesoros que aún quedaban en el templo. Tras siglos de ruina. El proyecto había sido dirigido por el arquitecto Espitanos. como la construcción de los Propíleos y la restauración del tem- plo de Apolo. don- de permanecieron durante todo el siglo III.C. En esos años el recinto sagrado de la ciudad sufrió importantes transformaciones.C. el templo de Trofonio y Agamades sufrió un importante incendio.(60) La reconstrucción de este nuevo templo siguió en gran parte las trazas del anterior en orden dórico. al que sucedió Agatón. se corresponde con un edificio en piedra. si bien Nerón en el año 67 retiró del templo más de 500 estatuas. De este edificio. el recinto sagrado de Del- fos fue paulatinamente ocupándose con viviendas que aprovechaban las estructuras que aún quedaban con multitud de sillares caídos. El continuo abandono hizo que muchos de los sillares fuesen aprovechados por los pobladores como cantera para la construcción de edificios. aunque el primero de los edificios de culto construidos en aquel lugar fue una cabaña hecha con ramas.

quienes tuvieron que limitarse a la toma de datos y al reconocimiento del terreno. con lo que buena parte del edificio se vino abajo. que ha protegido la sillería durante siglos. el edificio se levantó sobre otro anterior. ya que la zona permaneció abandonada durante 15 siglos.. sobre la cima de una colina. En una de las zonas más elevadas de la isla. así como fragmentos del muro que rodeaba al templo y parte del basamento. tras la famosa batalla de Salamina. Se utilizó piedra caliza amarilla revestida con una fina capa de estuco. desarrollada entre 1861 y 1880. E.. ubicada a 30 km de Pireo. cuando se comenzaron por fin las excavaciones. Además de los destrozos causados por el paso del tiempo.(61) Desde entonces las excavaciones en la zona no han cesado. En sus dibujos puede apreciarse que los muros de la cella. No fue hasta principios del siglo I a. comenzada en 1676 por Spon. se construyó un tem- plo dedicado a Afaia. . como a finales del siglo IV a. No fue hasta el 1893. en las que también se ha- llaron evidencias de que el culto a Afaia se remontaba al segundo milenio antes de Cristo. ya en el siglo XIX. Como era habitual en estos casos.C. cuando fueron reti- radas las grapas de metal que unían los diferentes bloques. El santuario experimentó períodos de declive y de prosperidad. Tres años después se descu- brió enterrada y en buen estado la famosa escultura de bronce del Auriga de Delfos. lo que sin duda posibi- litó el relativo buen estado en el que actualmente se encuentran los restos del templo. y 80 años después por Chandler. muy erosio- nadas. de forma triangular. Más tarde. se han llegado a levantar seis columnas incompletas. en el golfo Sarónico. El estado en el que quedó el edificio tras el robo de las piezas de hierro lo reflejó Edward Dodwell en 1805.C. como las dirigidas por la Escuela Francesa de Estudios Clásicos de Atenas. Se trata de un templo períptero. construido entre los años 470 y 450 a. se pusieron en marcha expediciones de carácter arqueológico. naos y opistodomos se habían derrumbado por completo.EL ABANDONO DEL TEMPLO DE AFAIA EN EGINA Egina es una isla griega.86 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA de la zona. al igual que las columnas superpuestas que soportaban la cubierta del interior. con 6 columnas en el frente y 15 en los laterales. tras realojar a todos los habitantes de la zona. lo que provocó su progresivo e inevitable deterioro. aunque los trabajos realizados se vieron muy limitados por la negativa de los pobladores a abandonar sus viviendas. en el que se remodeló el altar y se construyeron edificios secundarios. un hecho puntual acaecido a mediados del siglo III ocasionó el derrumbamiento del templo. bajo las órdenes de Théophile Homolle. Si bien la reconstrucción del templo de Apolo es algo impensable. una deidad local que más adelante fue sustituida por Atenea.C. del que se encon- traron restos en las excavaciones realizadas a lo largo del siglo XX. cuando el templo se abandonó definitivamente.

C. Era un templo único en su clase. mientras que las que flanquean la entrada a la cella. que a su vez sostenían la estructura de cubierta. también conocido como Templo II de Hera. Los soportes se construyeron en una piedra local de color blanco. mientras que en los laterales tiene el doble.C. que fue recubierta con una fina capa de estuco. también conocido como la basílica. un templo dedicado a Atenea. eran de orden jónico. GRECIA 87 La misma suerte corrieron los frisos y los frontones de los que no quedaba ni rastro. con la cella dividida en tres espacios por dos líneas de colum- nas. que no han cesado desde entonces. así como estatuas que encontraron en los alrededores. alrededor del año 550 a. Poco después de su fundación comen- zaron las obras del complejo sagrado de la ciudad con la construcción del Templo I de Hera. la antigua Poseidonia. con 14 columnas en los laterales. se levantó hacia el año 550 a. La mayor parte de estas obras de arte fueron vendidas al rey Ludwig I de Baviera y hoy se encuentran en Munich. el viajero inglés Cockerell y el alemán Hallers- tein redescubrieron el templo.(63) La conservación de Paestum Paestum. un siglo después. Es un templo períptero y hexástilo. Este edificio es casi contemporáneo del Partenón.C. que servían de apoyo a un segundo orden de columnas. cerca de la puerta norte de la ciudad. a unos 85 km de Nápoles.C. Este templo dórico se levantó en las proximidades de la muralla que cerraba el recinto. La cella se encuentra dividida en dos naves longitudinales por una línea central de 9 columnas. Las columnas del perímetro eran dóricas. fue fundada alrededor del año 600 a. La primera expedición científica que estudió la zona fue dirigida por el alemán Furtwaengler en 1901. de talla muy tosca. no tan estrecho y alargado como era habitual en su orden. . cuyo trazado era paralelo al cinturón fortificado de la propia ciudad. el Templo de Poseidón. Tiene pronaos y opistodomos. si bien el templo de la Acrópolis ateniense alcanzó unos niveles de perfección que la tosquedad del santuario de Poseidón no llega a rozar. Consta de 9 columnas en el frente. en el que se observa por primera vez la yuxtaposición de los órdenes dórico y jónico. Se han levantado parte de los muros de la cella así como un fragmento de la estructura porticada de columnas superpuestas que sostenían la cubrición del edificio. Junto a este templo se erigió. por colonos griegos en la provincia italiana de Salerno. Seis años más tarde de la llegada de Dodwell a la zona.(62) La también alemana Ohly excavó en el sitio a partir de 1966 y dirigió parte de las obras de reconstrucción. No se la denominó Paestum hasta que se convirtió en colonia romana en el año 273 a. aprovechando su hallazgo para usurpar parte de las esculturas de los frontones. Al otro lado del foro.

Se puede observar también que este templo es el único que conservaba parte de la fila de columnas superpuestas interiores. incluso bajo dominación romana. como consecuencia de los numerosos ataques sufridos por parte de los sarracenos y. Fue el caso de Piranesi y. de Filippo Morghen. con sus edificios arruinados. hasta el momento de su descubrimiento poco han sufrido. se conservaron como monumentos dentro del recinto lúdico y cultural. quedando todo invadido por la maleza. tales como las realizadas en el templo de Atenea en el siglo XIX. sobre todo. ya que. junto con la porosidad de la piedra. con el derrumbe total de la cubierta junto con la mayor parte de las columnas de la cella y los frontones. aunque en este caso se conservaron parte de los frontones y los frisos. quien alrededor de 1765 plasmó en un conjunto de 6 láminas diversas perspectivas del grupo monumental de Paestum. Los trabajos realizados en los templos han consistido sobre todo en la limpieza superficial y la liberación de los escombros que cubrían el espacio interior de los mismos así como su entorno más inmediato. provocando que numerosos artistas y grabadores reflejaran en sus dibujos estos restos griegos. cuando se redescubrió la ciudad de Paestum. tales como la erosión del viento. a pesar de estar prohibidos los cultos paganos. El descubrimiento estuvo precedido por las excavaciones realizadas en las ciudades de Pompeya y Herculano.(65) Estas ilustraciones nos permiten apreciar cómo en el siglo XVIII los edificios se encontraban en un estado muy similar al actual y que su deterioro se debió sobre todo a factores ambienta- les. se mantenía en un estado relativamente bueno. protegido durante siglos por el revestimiento de estuco. En una de las columnas del templo incluso se ha llegado a reconstruir parte del capitel con . sobre todo. Estos factores. Fue a mediados del siglo XVIII. en las que el empleo del ladrillo ha desvirtuado en parte el esquema estructural y el aspecto del edificio. El Templo de Atenea co- rrió una suerte similar. junto con varias vistas realizadas desde el interior de los propios templos. por el ambiente insalubre de su entorno. Sólo se han hecho reconstrucciones muy puntuales. Desde el terremoto del año 69. provocaron que so- bre todo el Templo I de Hera resultase gravemente dañado. que los derribó. aunque lleno de vegetación que había crecido en las juntas de los sillares y entre los escombros que cubrían el estilóbato.(64) El declive de la ciudad comenzó en el siglo VII. con la construcción de nuevos caminos. quedando abandonada la localidad en el siglo IX. de la lluvia y los cambios de temperatura. algunas poco afortunadas. ya que ninguna de ellas se encontraba en pie. cercano a pantanos que filtraban aguas contaminadas y alteraban notablemente la fertilidad de las tierras de cultivo.88 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Los tres templos se mantuvieron en activo durante siglos. La ciudad fue abandonada y permaneció en el olvido enterrada durante unos 900 años. tomando como base las trazas de la colonia griega.(66) El Templo II de Hera. Entre los escombros se encontraron los capiteles jónicos de las columnas del pronaos.

los primeros pobladores de Atenas ocuparon la parte más alta de la Acrópolis. y rodeaba lo que después se convertiría en el corazón sagrado de la ciudad. Se derriba- ron las primitivas construcciones de madera. así como el tramo de entablamento que resuelve la arista. haciéndose necesaria la construcción de algunos templos donde los ciudadanos viesen reflejado el nuevo espíritu religioso de la ciudad. En el siglo VI a. los ate- nienses la abandonaron para instalarse en las planicies circundantes. Atenas experimenta un fuerte crecimiento demográfico así como un gran desarrollo económico y cultural. quedando en un segundo plano el papel de recinto sagrado. lo que dificulta enormemente su posible retirada.C.. que había permanecido sin cambios desde la época micénica. Tras unos pocos años de tranquilidad. Evolución histórica de la Acrópolis de Atenas En las épocas micénica y homérica. prácticamente en ruinas. un gran templo en honor a Atenea Polias en el centro del recinto y la ampliación del templo viejo.C. Con la derrota de Hipias en el 510 a. Con la llegada al poder de Pisístrato se instauró el culto a la diosa Atenea. posición que permitía dominar visualmente el entorno de la ciudad. donde en ese momento con- vivían en el mismo entorno edificios religiosos. junto con las de Hiparco e Hipias.. La misma operación se llevó a cabo en uno de los frontones. haciéndola más accesible. se hizo con el poder. civiles y militares. en el que faltaba la pieza de coronación. tras derrotar a sus rivales en la batalla de Pallene. La plataforma dominante quedó libre entonces para erigir en ella el santuario de la ciudad. Este florecimiento posibilitó que se llevaran a cabo nume- rosas reformas. Durante el corto período de su tiranía (sólo reinó entre el 560 y el 555 a. En el Templo II de Hera estas operaciones han sido mucho más sutiles y se han reconstruido puntualmente fragmentos del muro de la cella con los sillares originales que se encontraban en buen estado en los alrededores. originaron diversos conflictos bélicos que convirtieron a la Acrópolis en fortaleza militar. En los fron- tones de este templo se han rellenado huecos y rematado hiladas. GRECIA 89 ladrillo cerámico rojizo.). concretamente del siglo XIII a.C. emprendiendo un plan de urbanización integral de la Acrópolis.C. siendo sustituídas por nuevos edificios monumentales en piedra. . Pisístrato. un gran santuario arcaico en el que se encuentran los orígenes del posterior Partenón. La primera muralla de Atenas data de esta época. la fortaleza se desmantela y se instaura de nuevo el uso propio de la Acrópolis. antecedentes de los propíleos erigidos por Mnesicles en la época de Pericles. Entre las intervenciones destacan los pórticos de acceso. época arcaica de Atenas. Posteriormente. las tiranías de Pisístrato y sus hijos. luego reconstruida.

los griegos volvieron a tomar las riendas del conflicto. Con el emperador Arcadio esta hostilidad se inten- sifica y se manda destruir todos los templos paganos. En el año 430 a. se encontraba en el interior de la cella del Partenón y la otra.C. sobre todo bajo el mando del general Cimón. venciendo en batallas sucesivas.(67) Ya en época de Pericles (a partir del 450 a. político y cultural que se acentuó tras la muerte de Pericles. la peste asoló Atenas diezmando la población e iniciando un nuevo período de declive social. y terminó con la derrota de los atenienses y el consiguiente establecimiento del dominio de Esparta. como cuna de estos ritos en la cultura clásica occidental. con la correspondiente influencia cultural. los romanos.C. Hacia el año 447 a.C. pudiendo emprenderse las obras de reconstrucción de la ciudad junto con el levantamiento de diversas murallas defensivas al norte y al sur de la Acrópolis. bajo la dirección de Fidias. en uno u otro bando. incluida la Acrópolis. al mismo tiempo que se produjo una migración masiva de ciudadanos griegos a la capital del Imperio.. Una de ellas. Las obras se iniciaron con el Partenón. Posteriormente. se produjo la invasión de Atenas y de Grecia por los ejércitos persas. instaurado el régimen democrático. El endémico enfrentamiento entre Atenas y Esparta desembocó en la guerra del Peloponeso. Durante unos cuantos años Atenas vivió la mayor época de esplendor de su his- toria.90 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA En el año 480 a. y retiradas las gigantescas estatuas de la diosa Atenea realizadas por Fidias.C. la Atenea Prómaco.C. en la que participó prácticamente la totalidad de la población griega. Pero con la llegada al poder del emperador Teodosio (379). Este periodo se prolongó hasta el año 404 a. entraron en Atenas en el 148 a. La convivencia romana con la cultura griega permitió el respeto a sus edificios y cultos. Las tropas incendiaron y destruyeron la ciudad de Atenas. Se iniciaron las obras de reconstrucción. llevándose cantidades ingentes de obras de arte a Roma. La recuperación de su soberanía hizo resurgir la economía. tras tres gue- rras sucesivas. Filipo II de Macedonia conquistó Atenas. comenzó la construcción del complejo monu- mental más costoso jamás levantado en Grecia. Tras la decisiva derrota de los persas en la batalla de Salamina. A ello contribuyeron los tratados de paz firmados con los persas y con Esparta. el cristianismo propició una feroz cam- paña contra los cultos y edificios paganos. que posteriormente se completarían con la construcción del Erecteión.).C. Aprovechando la debilidad del territorio griego. La ciudad fue saqueada. la Atenea Párte- nos. Como dijo Horacio: “la Grecia vencida acabó por conquistar a la Roma vencedora”. que se prolongarían durante algo más de 40 años. destacando no sólo a nivel artístico sino también en los ámbitos social y cultural. un año más tarde. el recinto sagrado de la Acrópolis experimentó el impulso definitivo tras varios años de pasividad. los Propíleos y un templo a la Victoria. presidía . Atenas se convirtió en blanco propicio.

Entre los venecianos se encontraba el dibujante Verneda. que aparece esquematizada en primer plano. El asedio de la ciudad de 1687 por parte de las tropas venecianas. d`Acropolis dalla parti di tramontana”. la población ateniense había ocupado el recinto fortificado de la Acrópolis con sus viviendas. rodeado de casas.(68) En el siglo XVII. convertido por los turcos en almacén de municiones. los edificios de la Acrópolis no son modificados sustancialmente hasta que la ciudad es entregada a los turcos. de Wit. que pasan a convertir los templos de la ciudad en mezquitas y harenes. de principios del siglo XIX. Durante un largo período. También el tem- plo de Hefesto fue usado como iglesia de culto a San Jorge hasta el año 1834 y la Torre de los Vientos sirvió como baptisterio. dañó especialmente al Partenón. como recogen los planos de de la ciu- dad. destacando el Partenón con su minarete árabe. . haciendo especial hincapié en reforzar las murallas de la Acrópolis. los visigodos invadieron Grecia destruyendo sus ciudades más importantes. con el dominio de los francos. Las más antiguas representaciones de la Acrópolis de Atenas se remontan al siglo XVII. aunque la imagen del Partenón en ruinas sigue dominando el conjunto. Las obras de restauración del recinto amurallado no se iniciaron hasta después de la independencia de Grecia en 1832. que reproduce en una gran lámina gra- bada de 1680 las vistas de las más importantes ciudades del peloponeso. Existen ilustraciones del pintor Edward Dodwell. Estos trabajos se realizaron en diferentes fases durante el siglo XIX. reforzándose una vez más las murallas del recinto. que dejó recogida la explosión del Partenón en un famoso grabado titulado “Veduta del cast. Durante la Edad Media. que mostrarían su efectividad resguardando a la escasa población ateniense de la ofensiva de los eslavos a finales del siglo VI. en las que puede comprobarse como las viviendas ocupaban la mayoría de la superficie de la planicie amurallada. sin que podamos adivinar cuál de ellos sirvió de modelo. entre los Propileos y el Erecteión. ante los continuos ataques sufridos. A finales del siglo IV. En años sucesivos algunos de los edificios de la Acrópolis se convirtieron en iglesias cristianas. De un año antes es la edición de otro grabado muy parecido al anterior con la vista de Atenas. apa- reciendo la montaña sagrada en los planos de la ciudad que se editan en las colecciones de mapas geográficos holandeses. como el de F. incluso bajo el dominio de los florentinos. que bombardearon la Acrópolis. Este plano de la ciudad da una especial importancia a la Acrópolis. la Acrópolis y sus edificios pasaron a desempeñar un papel eminentemente defensivo. tras una laboriosa liberación del espacio ocupado por las viviendas. El emperador bizantino Justi- niano emprenderá en el siglo VI las obras de reconstrucción. entre ellas Atenas. GRECIA 91 el acceso a la Acrópolis. obra de Jacob Spon.

. muestra una diferencia sustancial. se le encargó a Calícrates la construcción del primer Partenón. que pasaría a la historia como uno de los artistas más importantes de la Grecia clásica. realizada por Fidias en madera. aunque mantiene algunas de las solu- ciones del edificio anterior. Este templo constaría de una plataforma de 31 m x 76 m. Este edificio no llegó a terminarse y lo que se hizo fue arruinado por Jerjés. construido entre el 447 y el 438 a.C). cubierta de oro y marfil. Sin embargo.88 m x 69. cuyos restos se encontrarían bajo el Partenón que ha llegado a nuestros días. El templo clásico. cuando Pericles encarga a Fidias la construcción del Partenón que hoy conocemos. al igual que en el primer Partenón.C).50 m. recién instaurada la democracia. se elevaban en dos nive- les. y en la construcción del Partenón se hizo acompañar por Ictino en sustitución de Calícrates. La cella también pasó a ser mucho más ancha y al fondo se añadió una línea de 5 columnas que precedían al paramento divisorio. un templo en mármol. Durante el reinado de Hipias e Hiparco (500 a.(70) Las dos líneas de 10 columnas que dividían longitudinalmente la cella. era además consejero personal y amigo de Pericles. Hacia el oeste se encontraba el opistodomos y el adytón. Las obras de reforma acometidas habrían consistido sobre todo en la ornamentación de los frontones y el saneamiento del aspecto exterior del edificio.92 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA El Partenón: monumento y ruina Existe cierta discrepancia a la hora de situar los orígenes de la obra de arquitectura griega más importante de la cultura occidental. para lo que era necesaria la construcción de templos en su honor. Algunos autores hablan de un viejo templo arcaico de piedra caliza que se encontraba prácticamente en ruinas cuando fue restaurado y ampliado en época de Pisístrato (600-527 a.(69) El Partenón de Calícrates tenía tras la fachada de 6 columnas una segunda hilera de 4 columnas que daba paso a la cella. En la sala oeste las cuatro grandes columnas se reali- zaron en orden jónico en contraposición con el dórico en el que están resueltas las columnas del peristilo. algo mayor que el que posteriormente construyó Calicrates. Fidias. pasando de 6 a 8 columnas y de 16 a 17 en los latera- les. El templo se eleva sobre un estilóbato de 30. que ocupaba la parte central de la nave. La construcción de este templo se suspendió a la muerte de Cimón y no es hasta el año 450 a. C. dividida a su vez en tres naves mediante dos líneas de 10 columnas. resaltando así la gran estatua de la diosa Atenea. y es que Fidias e Ictino deciden ensanchar notablemente la construcción. cuya cubierta estaba sostenida por 4 grandes columnas. muchas de sus so- luciones se mantendrán en el posterior Partenón realizado por Fidias e Ictino. hexástilo y con 16 columnas laterales. Otros sin embargo afirman que fue en esta época cuando comenzó a construirse de nueva planta un templo del que sólo llegó a materializarse la cimentación. mientras que el .C. Lo que sí parece claro es que fue en época del primer tirano de Atenas cuando se estableció el culto a la diosa Atenea.

Para construir el ábside se le añadieron dos columnas a las líneas de 10 que subdividen la nave y otras dos que flanqueaban el púlpito y el ábside. Algunos autores atribuyen la inusual distancia entre ejes de columnas a la reutilización de tambores de las columnas del primer Partenón. antes incluso de la explosión del Partenón. En el siglo VI d. si bien se le adosaron pilastras a los muros perimetrales de la sala. situado al norte de Atenas. cegando la zona de acceso a la cella. que colocaron en su altar a la Virgen de Montserrat. donde desapareció en 1204 al ser atacada la ciudad por los cruzados. Ya en 1674. Una vez finalizada la construcción. El Partenón. no influyeron de forma sustancial en el Partenón. El material empleado fue en su mayor parte mármol blanco del monte Pentélico. Adriano restauró el edificio. Se mantuvo la estructura de tres naves. A mediados del siglo XV los turcos tomaron la ciudad y convirtieron al edificio en mezquita. Atenas sufrió numerosas invasiones que. para lo que se le añadió un ábside en el extremo este. sin embargo. Tras la implantación del cristianismo. es posible que sufriera el derribo de las figuras centrales de mármol de los dioses en los frontones. que acompañando al embajador Francés visitó la Acrópolis. dejando entradas puntuales en los laterales y en el lado opuesto al ábside. eliminando el muro perimetral de la basílica y construyendo un minarete junto al ábside de la fachada este. y que se conservan en la . que había sufrido un incendio. perdidas desde entonces. que tenían un diámetro insuficiente. dedicada a la Di- vina Gracia. que se había prolongado durante 32 años. Los francos en 1225 usaron el Partenón como templo católico. siendo sustituidos por los aragoneses en 1311. Durante la Edad Media.53 m x 66. Los visigodos de Alarico en el 397 y los eslavos en el 580 saquearon la ciudad. con cubiertas de madera y teja.94 m. Según los estudios realizados. se abrió el muro que separaba la cella del adytón y se construyeron dos escaleras laterales que comunican la antigua cámara de las Vestales con el nivel superior de la sala. Ya bajo dominio romano. se comenzó a utilizar el Partenón como iglesia cristiana. habitual en las iglesias católicas. La estatua de la cella se cree que fue trasladada por Teodosio II a Costantinopla. sin alterar la estructura original. del que se llevaron la es- cultura de Atenea que lo presidía. El interior de la catedral de Siracusa puede dar una idea aproximada de la transformación cristiana del Partenón. los templos paganos fueron saqueados y destruidos en gran parte. los frontones de Fidias estaban destrozados. como recogen unos dibujos realizados por el artista francés Jacques Carrey. GRECIA 93 de Calícrates era de 23. cuando se construyó un paramento que rodeaba el perímetro del estilóbato. se produjo un cambio radical en el templo.C. se cegaron los espacios entre las columnas de la fachada este dejando un lugar para la entrada central. el Partenón se mantu- vo sin cambios.

A inicios del siglo XIX. no tardaron en retirarse de Atenas. que serían desmontadas por los ingleses. en las que aparecía el nacimiento de la diosa Atenea y su competición con Poseidón. que aún permanecían en su sitio. aportan al estudio de la Acrópolis las mejores vistas de la montaña sagrada ocupada por viviendas. mientras en la esquina opuesta reposan Afrodita. Coré y Deméter recostados en la esquina izquierda. como William Pars o Edward Dodwell. que muy posteriormente sería sustituida por una copia del original. Los artistas ingleses.(71) También se aprecia en este interesante grabado cómo el frontón oriental. Carrey también dibujó lo que quedaba del friso de las Panate- neas. conscientes de su debilidad. seguirán dejando constancia de la evolución del recinto en los siglos XVIII y XIX. estaba destrozado. Ante las numerosas ofensivas que sufrió la ciudad. ante la cabeza del caballo del carro de Helios. Dodwell acuareló con precisión el poblado en que se había convertido la Acrópolis. sino como un barrio . con una pequeña mezquita cubierta con dos cúpulas. sustituyendo la segunda figura por un pilar de ladrillo. Es en esta situación en la que se encuentra el Partenón cuando la Acrópolis es bombardeada por los venecianos en 1687. sufriendo el edificio el mayor deterio- ro de su larga historia. Dione y Leto observando la salida de la cabeza del caballo del carro de Selene. El sueco Koenigsmark ordenó el bombardeo del Partenón a sabiendas del uso que le estaban dando los turcos. así como el lamentable estado en que Lord Elgin dejó el pórtico de las Cariátides del Erecteión.(72) Dodwell re- produce en 1805 la Acrópolis no como un recinto sagrado y monumental. aunque. Los venecianos acabaron adueñándose de la Acrópolis. en un viaje por Grecia descubre el poco valor que tienen las obras de arte griegas para los turcos. con tan mala fortuna que algunas al caer se hicieron pedazos. manteniéndose el control otomano sobre Atenas. para luego ser vendidas al British Museum. levantada en el interior del templo que había sido arrasado por la explosión de 1687. ciento veinticinco años antes de que lo desmontara Lord Elgin. los turcos se atrincheraron en la Acrópolis y utilizaron el templo como almacén de pólvora. 15 metopas y los restos de las enormes esculturas de los frontones.94 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Biblioteca Nacional de París. Antes de irse el comandante Morosini ordenó que se bajaran las esculturas de los frontones. llegan- do a un acuerdo con el sultán para retirar 56 paneles del friso. el del nacimiento de Atenea. Para entonces ya habían desaparecido las estatuas centrales de los dos frontones. quedando únicamente las estatuas de Dyonisios. Stuart y Revert reproducen en un grabado de 1762 el Partenón rodeado de ca- sas. provocando una gran explosión que partió el edificio por la mitad. Las acuarelas y grabados de artistas europeos que visitaron la Atenas otomana en el siglo XVIII. destinado en Constantinopla. el diplomático británico Lord Elgin.

Perma- necía aún en su interior la pequeña mezquita.(73) En 1931 el gobierno griego convocó a prestigiosos profesionales a las reuniones internacio- nales de las que saldrá la Carta de Atenas de la restauración. al utilizar piezas de hierro para atar el interior de los fustes de las columnas. utilizando hormigón y grapas de hierro. cuya desaparición debió ser inminente. En 1885. en los que se habían perdido partes fundamentales de la estructura arquitectónica y artística. aprovechando restos y rehaciendo las que faltaban. Un terremoto en 1981 obligó a intervenir en la consolidación de la vulnerable estructura. Los límites de una reconstrucción excesiva no deberían ser alcanzados. fechadas en 1848. siguiendo con la recons- trucción del muro de la cella. . el Partenón es un monumento y también una ruina. que acabó deteriorando los sillares. testigo de la retirada de las esculturas. por las equivocadas decisiones adoptadas. GRECIA 95 degradado. durante una operación de limpieza del entorno del Partenón. Entre 1894 y 1941 el Partenón fue objeto de una reconstrucción bajo la dirección del ingeniero civil Nikolaos Balanos. ya que cuando en el siglo XVII Occidente conoció y divulgó el viejo templo de Atenea. que se oxidaron manchando y agrietando los tambores. La necesidad de revisar las técnicas empleadas hasta entonces se discutió en varios congresos internacionales celebrados en Atenas en los años 1977. Se debieron eliminar los restos del ábside de la basílica paleocristiana y la mezquita construida por los turcos en su interior. en una campaña que continuó erigiendo el viejo edificio. Monumento y ruina son esen- ciales en su entendimiento estético. ya era un montón de restos arqueológicos arruinados. escribió sobre la brusquedad con que fueron sustraídas. al derribarse las construcciones de la Acrópolis poco antes de aquella fecha. Tras la proclamación de la independencia griega se iniciaron las labores de restauración del Partenón y de la Acrópolis en general. se descubren numerosas esculturas arcaicas pertenecientes al templo primitivo y que hoy se exponen en el museo de la Acrópolis. al no figurar reflejada en grabados de los años cuarenta ni en las primeras fotografías conocidas del Partenón. dejando reducido el edificio a un “estado de destrucción desolador”. 1983 y 1988. mediante el aprovechamiento de los sillares encontrados en el lugar y otros de nueva talla. que en varias fases puso en pie las columnas de las fachadas norte y sur. incluso con el entablamento perdido. ambos conceptos están íntima- mente asociados. admitido entonces por los restauradores. uno sin el otro alteran su valoración y reconocimiento social. Lo mismo sucedió con el uso del hormigón. sucio y en total estado de abandono. Sin embargo. dando comienzo una de las etapas más conflictivas de las intervenciones en el Partenón. Las litografías de Inton y Bentley nos muestran en 1839 cómo el Partenón ha quedado aislado de casas. El propio Dodwell.

la mitad de superficie que el Partenón de Fidias y que albergaba diversas cámaras en su interior. El famoso Pórtico de las Cariátides se abre en la fachada sur y es sólo accesible desde el interior del edificio. donde recibía homenaje de las jóvenes de la nobleza ateniense al mismo tiempo que se practicaba el culto del olivo.) era. Lo mismo sucede con los restos de un pequeño templo anterior al de Pisístrato: aunque no se apoya en su forma. La originalidad que representa esta fachada para la época está justificada en que se trata no de una obra original de Mnesicles.C. del que recibe el nombre. sino que debía albergar espacios de veneración a distintos dioses: Atenea Polias. Este templo hexástilo (destruido por los persas en el saqueo del año 480 a. que. considerada inventora del tejido. Su originalidad se debe en parte a la función especial que tenía que desempeñar dentro de la Acrópolis.. Debido a esta mul- tiplicidad de usos los volúmenes se fragmentan y articulan contrastando radicalmente con el poderoso volumen unitario que representa el Partenón. aunque no hace concesión alguna a la morfología del edificio anterior. En sus espacios interiores también se encontraba la tumba del rey Cecrops y el recinto dedicado a su hija Pándroso. ya que no era un templo de culto dedicado a alguna deidad en concreto. sino de una remodelación . de manera que un inusual pórtico con seis columnas jónicas se adelanta vigorosamente hasta casi alcanzar la muralla norte que rodea la Acrópolis. aproximadamente. cuya construcción se había rematado 17 años antes. Poseidón y Erecteo. toma parte de su estructura situada al sur y reutiliza alguno de los bloques de mármol pentélico. ya que si en algún momento de la historia de la ciudad aquel lugar había sido sagrado. El arquitecto encargado de realizar la obra fue Mnesicles. La fachada oeste es espe- cialmente particular. la línea de cornisa se eleva con respecto a la del pórtico norte y entre los espacios de las semicolumnas jónicas se construyó un paramento vertical de sillares de már- mol con altos huecos rectangulares.96 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Los restos del Erecteión El inicio de la construcción del Erecteión se remonta al año 421 a. Hefesto. El Erec- teión no se eleva sobre los restos de su predecesor sino que se coloca tangencialmente. enfocando directamente el lateral del Partenón. sin embargo. El Erecteión vino a sustituir al viejo templo en honor a Atenea Polias. debía seguir siéndolo. un volumen unitario elevado sobre un estilóbato de.C. que se había construi- do en época de Pisístrato en conmemoración de la última victoria de los atenienses sobre los persas. sí tiene que ocupar parte del espacio en el que se encontraba. en cuyo honor se había plantado un árbol en el patio que flanqueaba la fachada trasera. Este refinado y complejo templo clásico representa la culminación de las obras llevadas a cabo por Pericles para la remodelación de la Acrópolis. Se trata de un templo jónico con una morfología y ordenación espacial única en la época. durante la guerra del Peloponeso.

Las columnas se ele- van sobre un potente zócalo para alcanzar la cota de la plataforma en la que se encuentran el Pórtico y el Partenón. que ocasionó la persecución y saqueo de cultos y edificios paganos. se suprimió el muro transversal que separaba el santuario de Atenea de los de Butes y Hefesto. para darles acceso desde la fachada occidental. Cuando Lord Elgin visitó la ciudad interesándose por las esculturas de la Acrópolis. Estas líneas de columnas dividían el cuerpo de la basílica en 3 naves longitudinalmente y en sentido transversal. salvo algunos trabajos de limpieza y reconstrucción reali- zados en la época del emperador Adriano. sobre los que des- cansan los paramentos que se elevaban hasta la cubierta. Es el caso del Erecteión. los turcos volvieron a tomar Atenas en 1688. Tras el ataque de los venecianos. Esta situación cambió con la llegada al poder del emperador Teodosio en el 379 y la proclamación del cristianismo como religión oficial del Imperio. con el espacio del púlpito y el ábside elevado ligeramente con respecto a la entrada. que exigía un gran espacio único. como la del inglés Edward Dodwell. con la cubierta a un agua. sobre el que se apeó la deteriorada cornisa de la cubierta artesonada. durante la larga ocupación turca. Se elevan 2 filas de 4 columnas unidas por arcos de medio punto. tras sufrir varios incendios que afectaron sobre todo a la estructura de cubierta del edificio. desapareciendo el olivo sagrado. Más tarde. desmontó la segunda cariátide occidental del pórtico sur. La original fachada de semicolumnas . que fue utilizado como basílica de la Santísima Trinidad desde el siglo VI por orden del emperador Justiniano. El patio situado al este había sido com- pletamente destruido. realizada du- rante un viaje a Atenas en 1805. El recinto conmemorativo de Erecteo se convirtió en el nártex de la nueva basílica. donde se refleja el estado de la construcción en esta época tras los destrozos causados por los turcos y los venecianos. La conquista de Atenas por los romanos no llevó aparejado ningún cambio sustancial en la morfología o el uso del Erecteión. antes la principal. El auge del cristianismo pronto lleva a la proliferación de basílicas. tras la negociación ya conocida con las autoridades invaso- ras. Esta obra habría consistido en adosar los tramos de muro a las que serían columnas jónicas abriendo al mismo tiempo los huecos en ellos. Al mismo tiempo se construye un ábside en la fachada este. el edificio pasó a ser el harén del jefe militar oto- mano hasta que fue destruido para utilizar los sillares de mármol blanco en la edificación de la vivienda particular de un alto mando de las tropas turcas. para lo que en muchos casos se aprovechan edificaciones ya existentes. sin embargo. Para adaptar el templo pagano (dividido en varias salas) al nuevo uso. la columna del extremo derecho de la fachada principal ni tampoco el muro que conformaba el patio trasero del olivo sagrado. que se prolonga hasta tocar las dos columnas centrales del esbelto pórtico que anteriormente había presidido la entrada. Existen varias ilustraciones de artistas y viajeros. GRECIA 97 hecha en época romana. dejando en su lugar un simple pilar de ladrillo. No se restituyó.

Los espacios entre las columnas del elegante pórtico jónico que domina la zona norte de la ciudad de Atenas se tapiaron por com- pleto dejando como único rastro visible el capitel de los soportes. según se aprecia en documentos del siglo XIX. salvo el que se presenta como fondo del Pórtico de las Cariátides. Estas actuaciones alteraron gravemente el ya de por sí débil estado de las columnas. En la ilustración del Erecteión hecha por Dodwell también se puede apreciar la convivencia de los monumentos con las viviendas que se habían construido en el interior de la Acrópolis. incluyendo los paramentos ciegos entre las columnas. así como de las columnas que habían sido construidas para adaptar el templo al uso como basílica bizantina. Las imágenes tomadas fotograficamente en 1865 presentan al Erecteión con unos pocos sillares en pie. mediante la anastylosis del edificio. Algunos testimonios gráficos sugieren que después de que Lord Elgin retirara la segunda cariátide del lado oeste en 1802. Sobre las vicisitudes que sufrieron las figuras de las cariátides existen serias dudas de lo que le ocurrió al Pórtico. En 1827. Estas labores consistieron. se realizan nuevas obras de restauración. Se reconstruyó todo el pórtico oeste. sobre todo. Se le añadió una pieza completa haciendo una copia de los ornamentos originales. mientras en sus lugares hay sendos pilares. como recogen las acuarelas de Edward Dodwell. que acabó por de- rribar casi la totalidad de los muros que quedaban en pie. reanudada más recientemente. en la que se aprecia la segunda cariátide des- montada en el suelo y seccionada en dos.(74) Los pilares de ladrillo fueron poco más tarde sustituidos por vaciados de la cariátides originales. como aparece una acuarela de 1836 realizada por Christian Hansen. (75) En las primeras décadas del siglo XX. reconstruyéndose una vez más. ya que las originales se muestran protegidas en el Museo de la Acrópolis.98 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA jónicas sufrió graves deterioros con uno de los paños ciegos prácticamente destruido. el Erecteión sufrió la mayor destrucción de su larga historia. A esto hay que sumar los daños causados por una tormenta en 1852. igual que en el remate del zócalo en esquina y en uno de los capiteles de las Cariátides. se procedió a desmontar también la cariátide de la esquina. realizadas aproximadamente en esas mismas fechas. A partir de 1860 se realizaron numerosas manipulaciones en el entablamento del Pórtico de las Cariátides. durante la revolución griega contra los turcos. fruto de la cual desapareció la cubierta del pórtico norte y algunos fragmentos de muro perimetral se vinieron abajo. recuperándose la forma que tenía el templo en la época romana. Hoy en día las 6 cariátides que se encuentran en el Erecteión son réplicas. llegando incluso a desaparecer por completo con posterioridad toda la fachada. Aunque las labores de estudio y limpieza de la Acrópolis se iniciaron a mediados del siglo XIX. no es hasta finales de ese siglo cuando el Erecteión comienzó a recibir una atención específica. entre 1979 y 1987. muy cerca del Erecteión. De la cubierta de los espacios de culto no quedaba ni rastro. en arreglar desperfectos originados por los trabajos de restauración .

dotar a la Acrópolis. y constaba de una entrada principal situada en la zona oeste y dos secundarias que se ubica- ban en el muro norte. Los Propíleos y la Atenea Nike desmontados En época de Pisístrato se construyeron unos pórticos de entrada a la Acrópolis. La construcción de los Propíleos fue una de las primeras obras emprendidas en su plan de reforma integral de la Acrópolis.C. que habían empleado materiales inadecuados como hormigón o hierro. erigido en el lugar que posteriormente ocuparía el Erecteión. GRECIA 99 anteriores. Sobre una primera plataforma horizontal. iniciándose alrededor del año 550 a. Pisístrato pretendía mitigar en parte el aspecto defensivo que tenía la Acrópolis.C. construidos en madera. la ciudad de Atenas fue invadida e incendiada por los persas y. Estos trabajos tuvieron que suspenderse un año. donde más tarde se construiría el templo de Atenea Nike. Años más tarde. de planta aproximadamente cuadrada. Ya en época de Pericles. que ya había adquirido el carácter de espacio sagrado. alrededor del 480 a. A la derecha de la puerta monumental. Sobre un segundo zócalo se posaban seis pilares de sección cuadrada dejando un paso central y dos secundarios en los laterales. que daba paso a la rampa de acceso flanqueada por dos líneas de columnas. los Propíleos y el templo de Atenea. se encontraba un viejo templo prácticamente en ruinas. las piezas metálicas del interior de las columnas así como las grapas metálicas que cosían las aristas de los entablamentos. una vez más. se eleva- ba un frente de 6 columnas. El recinto estaba amurallado desde el siglo XIII a. con otras 6 columnas dirigidas al templo de Atenea Polias. construido hacia el año 550 a. No existe de- masiada información del pórtico construido en esa época. incorporando algunos bloques identificados como originales. dividida en dos cuer- pos longitudinales con el paso interior en rampa. quedaron totalmente destruidos. El actual Erecteión dificilmente puede garantizar la autenticidad de una parte sustancial de su fábrica.. Cuando se recompuso el monumento se reconstruyó el muro norte alcanzando una mayor altura que en la reconstrucción anterior. como consecuencia. partida en dos por la rampa central. reanudándose . igual que sucedió con el Partenón. de forma similar al posterior edificio de Mne- sicles.C. por lo que decidió darle una entrada monumental en la abertura oeste del cinturón amurallado. Era una construcción de madera. Se llegaba así a la fachada de la Acrópolis. de un acceso monumental se tomó como una necesidad prioritaria. Las piezas de los muros y de las columnas reconstruidas fueron desmontadas y tratadas sobre el terreno. sobre un antiguo bastión micénico. pero se sabe que era de dimensiones más modestas y su orientación estaba girada unos 45 con respecto al que hoy conocemos. Se retiró el mortero de cemento.C. lo que llevó a iniciar las obras de los nuevos Propíleos al termi- nar la construcción del Partenón.

justo antes de iniciarse la guerra del Peloponeso. Al igual que el Erecteión. con la cubierta sustentada por tres potentes columnas situadas en el eje longitudinal. cuando los florentinos tomaron la ciudad y llevaron a cabo obras para adaptar la puerta monumental con sus salas asociadas como palacio ducal y fortaleza. sino que resolvió el recorrido de acceso hasta la puerta mediante una enorme rampa de directriz quebrada. Las fachadas este y oeste se estructuran a modo de los templos dóricos ordinarios. que nunca perdió la Acrópolis. que destruyó casi en su totalidad la estructura original del pórtico. y la zona exterior próxima a las murallas. de fuerte pendiente. donde se erigían los diferentes templos.. El arquitecto cambió la orientación general del edificio para que desde la majestuosa entrada se tuviese una mejor perspectiva del Partenón. de 20 m de anchura y más de 80 m de longitud con itine- rarios alternativos escalonados. El proyecto de los Propíleos debía conjugar el carácter monumental de entrada al recinto sa- grado y a la vez conservar el carácter simbólico de portada de una fortificación amurallada. salvo por la mayor separación entre las columnas centrales para dejar un espacio de paso en la calle porticada de acceso. . para lo que se levantó una gran torre toscana en la fachada principal del edificio. de manera que la llegada al recinto monumental fuese más progresiva.C. La torre se mantuvo en pie hasta finales del siglo XIX. el edificio de Mnesicles se articulaba en 2 plataformas.(77) Los Propíleos se mantuvieron prácticamente in- alterados hasta el siglo XIV. Mnesicles no sólo construyó el edificio. En realidad el edificio nunca llegó a construirse en su totalidad debido en parte al conservadurismo religioso que impedía reformar y destruir antiguos santuarios y también por los apuros económicos provocados por la guerra. Dorpfeld se inclina más por la opción en la que la fachada de las dos salas hacia el interior de la Acrópolis se resolvería con un pórtico de nueve columnas en lugar de tres. Al igual que su predecesor. que se había planteado como centro solemne de todo el conjunto. construida en piedra más oscura. sustituyendo y eliminando los cuerpos laterales anejos de los Propíleos. Algunos dibujos nos muestran estos espacios cerrados por muros en todo su perímetro. siendo cuatro las columnas de sustentación de la estructura de cubierta. que no llegaron a terminarse. después de haber sobrevivido a la estancia de los turcos en la ciudad y a la caída de un rayo en 1656. Estudiosos de la antigüedad clásica como Dorpfeld y Dinsmoor(76) han elaborado distintas hipótesis de cómo serían estas dos alas simétricas. el edificio de los Propíleos se concibió como un volumen fragmen- tado y asimétrico en respuesta a la diversidad de requerimientos a resolver.100 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA más tarde para terminar las obras entre el 437 y el 432 a. A ambos lados se dispondrían unas salas longitudinales que albergarían presumiblemente una pinacoteca al norte y una gliptote- ca al sur. Además era necesario que el edificio resolviese el importante cambio de nivel que se producía entre la plataforma alta.

En el pórtico de entrada la reconstrucción de las columnas se hizo inviable debido al grave deterioro que sufrían los fragmentos de piedra. dos de ellas unidas con un pequeño tramo de entablamento. por lo que los trabajos se limitaron a sanear las partes de las columnas que aún quedaban en . Del edificio simétrico no quedaba más que el espacio dejado por la torre toscana. Hacia 1975. que lo había sustituido durante cinco siglos. se retoma la restauración de la Acrópolis. Los Propileos y el templo de Atenea Nike debieron ser desmon- tados una vez más. se ocupó con una enorme rampa quebrada. a fin de reparar los daños producidos por las intervenciones anteriores. aunque una buena parte del muro pe- rimetral y las columnas del pórtico de entrada mantenían su disposición original. reparando las columnas del pórtico este. aprovechando escasísimos restos muy deteriorados. En la primera fase de los trabajos de restauración se construyó una estrecha franja de escalo- nes en el costado sur. para tratar las partes anteriormente reconstruidas. El am- plio espacio de acceso. las 6 columnas del pórtico oriental. En menos de un año la torre desaparece por completo y se inician los trabajos de limpieza del frente norte de la muralla. Se desmontó parte del pórtico oriental. La escalinata en este momento se encontraba prácticamente destruida. En el siglo XX se iniciaron las labores de anastilosis para reconstruir los Propíleos. tratadas sobre el terreno o simplemente remplazadas. reconstruyendo el hipotético esquema original de Mnesicles. solamente se mantenía un primer tramo de la zona más cercana al templo de Atenea Nike. de manera que se llegó a reconstruir buena parte del entablamento jun- to con la cornisa y parte del techo. aunque gravemente deterioradas. Una visión del edificio desde el interior de la Acrópolis hacia 1860 des- cribe un panorama peor todavía. El cuerpo situado a la izquierda del acceso estaba también muy afectado. La primera decisión que tomó fue desmantelar la torre toscana que había permanecido en pie desde me- diados del siglo XIV. al mismo tiempo que piezas gravemente dañadas fueron retiradas. La reconstrucción de los Propíleos en los años treinta utilizó materiales completamente nuevos para la desaparecida entrada. que había estado cubierto de escombros durante años. GRECIA 101 En 1875 el famoso arqueólogo germano Schliemann (descubridor de Troya y Micenas). En esta zona se utilizaron también piezas nuevas esculpidas del mismo mármol de las canteras del Pentélico. seleccionando en el gran volumen de escombros que aún quedaba en la zona las piezas recuperables. mientras que el resto estaba ocupado con los restos de la cubierta y las columnas de la fachada oeste de los Propíleos. llegó a la Acrópolis con el propósito de restaurar y reconstruir la entrada monumental. intentando rebajar la altura de los añadidos para liberar el espacio del acceso a la Acrópolis. ya que no quedaba rastro de la estructura de la cubierta y se mantenían en pie. Este tramo se volvió a desmontar entre 1869 y 1880.

. Las nuevas construcciones militares. habían alcanzado una altura tan considerable que lle- garon incluso a tapar la visión del templo de Atenea Nike desde la planicie norte de la ciudad. Se reconstruyó también parte de la cornisa del cuerpo norte así como un fragmento del muro perimetral situado al oeste. realizadas en distintas épocas. aunque Pericles tenía la intención de construirlo nada más llegar al poder como conmemoración de la victoria sobre los persas. como se aprecia en una ilustración del año 1839. pese a sus reducidas dimensiones. Calícrates plan- teó el templo de Atenea Nike como un volumen compacto y único que. Estas obras experimentaron un nuevo impulso a finales de los años 90. debido a la inminente celebración de los Juegos Olímpicos del 2004. a modo de proa sobre el enorme bastión escalonado. habían reci- bido una atención especial en lo que a aspectos defensivos se refiere. diri- gió las obras de reconstrucción del pequeño templo. secundario. Parece ser que Calícrates recibió el encargo hacia el año 450 a. en la que el templo ya tiene en pie los muros perimetrales a falta de un pequeño tramo de la zona sur y la cubierta que nunca llegó a reconstruirse. aunque las obras no se terminaron hasta el 421 a. que lo desmantelaron el templete en 1687. El templo de Atenea Nike permaneció intacto hasta la toma de la ciudad por los turcos. Cuando a principio del siglo XIX se inician las obras de limpieza y restauración de la Acrópolis. El templo de Atenea Nike se comenzó tras terminar los Propíleos. se considera uno de los templos más logrados del clasicismo griego. Es un templo tetrástilo y anfipróstilo. como puerta de la ciudad amurallada. junto con Shaubert y Hansen. aunque buena parte de sus relieves se los llevó Lord Elgin. El mismo arqueólogo. Para esculpir los capiteles Calícrates se inspiró en los realizados por Mnesicles en los Propíleos.14 m x 3. por el contrario. mediante unas pequeñas escaleras si- tuadas en perpendicular al ascenso en rampa hacia la entrada de la Acrópolis. La cela es casi cuadrada (4.78 m) y se eleva sobre un estilobato de 5.5 m x 8 m.C.102 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA pie. ya que sólo se puede acceder a él desde uno de los cuerpos laterales de los Propíleos. Su papel con respecto al resto de los edificios de la Acrópolis es. El pequeño templo se dispone al borde de la muralla. Tiene una posición y un papel protagonista en cuanto a la visión de la Acrópolis desde la llanura circundante. En estos años se producen numerosos cambios en el perímetro fortificado del recinto. En 1835 el arqueólogo alemán Ludwig Ross desmontó la muralla erigida por los turcos con los sillares procedentes del templo de Atenea Nike para poder utilizar las piezas originales. utilizando los sillares en el refuerzo de una batería para defenderse del ataque veneciano. se intentó reconstruir el templo.C. sobre todo en los alrededores de los Propíleos que.

C) la ciudad alcanzó su máximo esplendor.C. sobre una plata- forma con tres escalones. ya que la reconstrucción se realizó en todos los casos con restos de piezas recicladas. mandó construir el templo de Atenea. Los Propíleos y el templo de Atenea Nike han sido. El nuevo templo. que tardó en hacerse 10 años. se convirtió en fortaleza con la construcción de murallas. también de orden dórico. con una importante pérdida de su autenticidad original. sustituyendo bloques nuevos por otros originales recuperados. Las puertas del edificio estaban decoradas con marfil y oro y en las paredes interiores abundaban ilustraciones que recreaban la victoria sobre los cartagineses. que propició la construcción de puentes y la fundación de nuevos barrios en tierra firme.. erigido en piedra arenisca autóctona revestida con mármol de las Cícladas. Athenaion. en la isla de Sicilia. período al que siguieron tiempos complicados debido a las constantes guerras con los cartagineses. que se había construido hacia mediados del siglo VI a. El templo de Siracusa se erigió sobre otro ya existente de orden dórico. tenía unas dimensiones de 22 m x 55 m..C. reaprovechadas o talladas de nuevo en su mayoría. GRECIA 103 Con motivo de las Olimpiadas del 2004. El Athenaion de Siracusa convertido en catedral Siracusa. que se había convertido en tirano de Siracusa hacia el año 485 a. por lo tanto. montados y desmontados varias veces en su historia.C. y luego en 1963. su primer asentamien- to. Se trataba de un templo arcaico períptero con 6 columnas en los frontales y 14 en las fachadas laterales. La magnificencia del templo era conocida en todo el Mediterráneo . En este proceso se encontraron numerosos problemas en los cimientos del edificio que ralentizaron notablemente su reconstrucción.C. Por los escritos de Ateneo se sabe también que tenía en el frontón una estatua de la diosa Atenea con un escudo dorado. fue una antigua ciudad de pequeñas dimensiones con un incipiente crecimiento demográfico a partir del siglo V a. además de numerosos retratos de los distintos reyes sicilianos. ha- ciéndose un nuevo asiento metálico. que había sido desmontado en el 2000 para remplazar varios sillares dañados. En esta época la isla de Ortigia. cuyos vestigios fueron descubiertos en una excavación realizada en la plaza del Duomo a principios del siglo XX. La cella constaba de un pronaos y un opistodomos.. pretor romano en Sicilia entre los años 73 y 71 a. entre el 480 y el 470 a. que posteriormente se exilió para evitar la condena por este robo. ambos in antis sin las características que distinguían a los templos griegos arcaicos de esta región siciliana. En tiempos de Dionisio I (405-367 a.C. Gelón. hecho en la misma época.. siguiendo fielmente las proporciones del templo de Hímera. se aceleró la reparación del templo de Atenea Nike. El templo fue saqueado por Cayo Licinio Verres.

Bajo dominio musulmán la ba- sílica pasó a convertirse en mezquita hasta que los normandos reinstauraron el culto cristiano. tales como las pilas de agua bendita situadas a la derecha de la nave central. La fachada que también se había venido abajo a causa del terremoto se reconstruyó completa- mente entre los años 1728 y 1753. Fue en esta época cuando se dotó de mayor altura a la nave central. y la segunda a mediados del siglo II a. Se remodeló el presbiterio y se instaló el altar barroco que aún conserva. Se eliminaron las dos columnas que flanqueaban la entrada a la cella.C. Fue tras este desastre cuando se completó el coro y se elevó la cúpula. con dos órdenes de columnas de estilo corintio y estatuas del escultor Ignacio Marabitti.(78) En el siglo XIX la basílica no experimentó cam- bios importantes ya que sólo se añadieron elementos decorativos en el interior. así como los muros transversales que sepa- ran las cámaras. Los pavimentos y el techo de madera datan de mediados del siglo XV. El templo de Atenea permaneció inalterado durante siglos.. consiguiendo una estructura basilical.104 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA gracias en parte a los escritos de Cicerón. En esta restauración se cubrieron las columnas más próximas al ábside izquierdo para protegerlas de la fuerte erosión que estaban sufriendo. ocasionados por los frecuentes seísmos que azotaban la región.C. salvo desperfectos sobre todo en la estructura de la cubierta.C. siguiendo un diseño barroco del arquitecto Andrea Palma. que visitó la ciudad en el siglo I a. Para efectuar tal transformación los cristianos perforaron los muros de la cella para construir arcos y con la piedra sobrante rellenaron los espacios entre las columnas dóricas del peristilo exterior. sor- prendente híbrido poco común entre los monumentos conservados de la arquitectura griega. A lo largo del siglo XX se han llevado a cabo algunos trabajos de limpieza y mantenimiento de los diferentes elementos del templo sin que éstos hayan supuesto ninguna alteración en la morfología final del edificio. Entre los siglos XII y XV se construyeron las tres capillas adosadas a la nave derecha. La salvación del teatro de Epidauro El teatro griego de Epidauro fue construido en dos etapas. convirtiéndose en el mayor teatro helenístico de trazado . En 1693 un terremoto provocó graves destrozos en diferentes partes del templo y al ser recons- truido sufrió numerosas transformaciones. En la fachada corres- pondiente a la entrada al templo se construyó la cabecera con los ábsides correspondientes a las tres naves en las que quedó estructurado el cuerpo de la nueva iglesia. Los muros del pronaos sirvieron para enmarcar la zona del altar. la primera en el siglo IV a. mientras que las columnas del opistodomos “in antis” se conservaron y unieron con fragmentos de muro a los paramentos laterales. a la vez que se decoraron los ábsides con mosaicos. En el siglo VII el templo fue transformado en iglesia cristiana dedicada a la Natividad de Ma- ría y posteriormente elevado a catedral por el obispo Zósimo.

como es lógico. El pueblo accedía a la cávea por dos portadas late- rales llamadas parodoi. posiblemente por desconocerse su existencia durante siglos. convirtiéndose en ruinas durante la Edad Media. Entre el siglo IV y el siglo XIX desaparece todo rastro físico y documental de este teatro. El círculo de la orchestra medía 25 m de diámetro. Desafortunadamente. que en el caso de Epidauro habían desaparecido. los parodoi o accesos. Desconocemos exactamente cuántos siglos la cavea estuvo se- pultada y si fue un recubrimiento gradual o repentino. hasta que fue descubierto y excavado en 1881. Descono- cemos las razones por las que el teatro de Epidauro no se convirtió en una cantera de sillares. Se atribuye su construcción al arquitecto Policleto. la mayor parte de la cavea fue encontrada en buenas condiciones. integrado plenamente en el paisaje. sin embargo. GRECIA 105 griego. la estructura adosada a la ladera permitió un fácil camuflaje. A excepción de las filas cercanas a los bordes y el muro de contención. arrastrada por la lluvia y el viento hasta ocultar el edificio. más pronunciada la zona alta. los muros de contención lateral del graderío y las filas perimetrales de la cavea. estos limos fueron trasladados y dispersados lejos de la zona. rodeada con un petril de piedra. durante las primeras excavaciones en el siglo XIX. salvándose para la posteridad. Eso ocurrió con la skene. Solamente los elementos constructivos más salientes se perdieron. En este teatro se cree que existió un proskenión o pórtico de columnas jónicas en el piso inferior de la skene. en un espacio abierto y con una enorme capacidad. los teatros quedaron abandonados. En la Antigüedad era admirado por su excelente acústica. evolucionaba el coro y en su centro se instalaba un altar dedicado a Dionisios. era la evidencia necesaria para haber comprendido las razones de la ocultación y de la conservación. ordenada en dos niveles con distinta inclinación. al que se accedería por dos rampas laterales. que servía de escenario. con la cavea o graderío en forma casi circular. Tampoco se sabe si se cubrió intencionadamente o fue un caso fortuito de abandono. . La skene. soportando la plataforma alta. estaba en ruinas. Fueron más de 1500 años de increíble olvido y silencio. La tierra que lo cubría. Es el prototipo perfecto de theatron (lugar de espec- táculos) griego. Sobre la orchestra. en los que el fortuito entierro aseguró que el teatro se mantuviera bien preservado. incluso se piensa que pudo cubrirse de vegetación en varias etapas. simetría y perfección arquitectónica. de cuyas fiestas surgió el teatro. instalado en una ladera.(79) Con la llegada del cristianismo y el abandono de las actividades teatrales y festivas paganas. como todas las obras antiguas. y sorprende encontrarse un edificio de aquella época en tan buen estado de conservación. así como una poco probable explotación agrícola posterior del terreno. Tampoco sabemos en qué momento de su historia el teatro dejó de usarse y se cubrió de tierra hasta quedar oculto por completo.

En el mismo espacio se levantó el Templo de Hefesto que. La réplica de la Stoa de Atalo El Ágora de Atenas como espacio civil para reuniones públicas. Otra stoa del Ágora fue la Pecicle o de las pinturas.106 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Entre 1954 y 1963. financiadas por el Plan Marshall y la Fundación Rockefeller. En ella se instaló la escuela filosófica estoica de Zenón. Intervenciones relativamente menores se han realizado para completar una de las mejores obras de la Historia de la Arquitectura. obligaron a la población a abandonar el lugar derribando las casas. precedente de las posteriores basílicas comerciales roma- nas. Hoy apenas asoman los cimientos de aquellas antiguas construcciones públicas. el defensor de la integridad del pueblo. desde las primeras edificaciones públicas en la epoca de Solón a principios del siglo VI a. hasta su destrucción por las invasiones bárbaras en los albores de la Edad Media. cuya construcción se atribuye a Pei- sianákteion. donde hoy en día se celebran anualmente los más famosos festivales de teatro clásico. en estilo dórico con alas laterales. la exterior dórica y la posterior jónica. alargados bloques porticados de usos muy variados. creándose un barrio en su interior. este espacio urbano había sido ocupado por la población. regalo del rey de Pérgamo Atalo II a la ciudad de Atenas. y punto de relación y encuentro de la sociedad ateniense. Con el tiempo. siendo reconstruidos los bordes de la cavea y repuestos los asientos perdidos.. Se trata de una enorme construcción. los muros de contención y las entra- das laterales. La más importante de ellas fue la Stoa de Atalo. hoy es un amplio recinto vacío. las stoas. cuyas paredes estaban decoradas con pinturas de los maestros Polignoto de Tasos. Cuarenta años después se levantó la dedicada a Zeus Eleuterio. Destacaban en la formación del recinto las construcciones perimetrales porticadas de trazado lineal. con pequeñas tiendas abiertas en el interior. hasta dejarlo despejado de nuevo. al reconvertirse en templo cristiano. pudo conservar su estructura hasta 1834. quienes recrearon entre otros temas las grandes batallas de la historia griega. en que se restauró devolviéndole la pureza original del periodo clásico. Esto permitió rastrear la historia y evolución del recinto. el teatro de Epidauro fue restaurado en profundidad. pero en la Antigüedad estaba rodeado de edificios comerciales.C. Las excavaciones ar- queológicas emprendidas en el Ágora en 1931 por el gobierno griego.(80) Las campañas duraron de 1931 a 1960. que no se resignó a desaparecer. Paneno. con una doble hilera de 90 columnas cada una. con la interrupción de la II Guerra Mundial. precedente de los foros ro- manos y de las plazas occidentales. . que definían el espacio libre.C. formada por un pórtico adintelado de dos pisos. levantada en el siglo II a. Micón y el hermano de Fidias. las stoas (stoai).

“Glyptothek München. 66 VV. 62 Welter. Griechische und römische Skulpturen”. G. Pág. 65 Morghen. Boston 1897.. La reconstrucción de la Stoa de Atalo. más propia de un parque temático. Pág. por ejemplo? Que fuesen norteamericanos quienes reconstruyeron el edificio griego entre los años 1953 y 1956 justifica que no se planteasen prejuicios teóricos. 100. Dieter.. 57 Stierlin. D. asimismo mandaría allí a pudrirse al falsificador de un edificio o de una parte de un viejo edificio…”. totalmente desaparecida. procedentes de la “École française d’archéologie d’Athènes”. Pág. “The Excavations at Corinth in 1896” en American Journal of Archaelogy. ¿Se justificaría hoy la posibilidad de reconstruir en el Foro Romano la Basílica Emilia. AA. “Apollo and the Archaic temple at Corinth”. L. No hay argumentos para valorar positiva- mente este tipo de arquitecturas. . Notas capítulo 3 55 Stierlin. “Angina”. “… y como mandaría a la cárcel al falsificador de viejas medallas. Colonia 1998. ya que su posición y tamaño en el centro del espacio arqueológico no deja de ser una intervención extemporánea muy criticable. “Paestum e Velia”. “The Ruins of Paestum otherwise Posidonia in Magna Graecia”. Págs 56. GRECIA 107 La excavaciones permitieron recomponer las distintas fases de la vida del Ágora y sus cons- trucciones.183. Salerno 1992.. vol. 110.C. 63 Ohly. París 1976.. Munich 2001. 61 Del arqueólogo Théophile Homolle (1848 – 1925). Berlín 1938. “Arte e storia di Paestum. Tampoco este caso hay que entenderlo desde una postura de recuperación pedagógica de un tipo de arquitectura desaparecido. Firenze 2000. 67 Stierlin. Se trata literalmente de una réplica del monumento original y como tal hay que juzgarla. “Grecia: de Micenas al Partenón”. II. 58 Bookidis. “Grecia: de Micenas al Partenón”. 59 Richardson. Atenas 2004. 60. 64 Carpiceci. 164. R. hay que considerarla como la invención de un edificio del que no quedaban sino algún sillar y meras descripciones. Henri.. Gli scavi e il Museo archeologico”.151. que superan con creces las anastilosis. se conservan en la “Bibliothéque del Institut de France” un amplio dossier de informes arqueológicos distribuidos en 90 álbunes. Londres 1768. 59. aunque sin pasar de los meros cimientos. Filippo. vol. donde se aprovechan gran cantidad de piezas y restos originales.. Colonia 1998. 56 Martin.Pág. A. como los que en 1884 predicó Camilo Boito. Pág. 14. 60 Martiensen. Colonia 1998. Henri. R. “Grecia: de Micenas al Partenón”. “L´atelier Ictinos-Callicrates au temple de Bassae” Bulletin de Correspondance Helléni- que. Buenos Aires 1980. R. Pennino. Nancy. “La idea del espacio en la arquitectura griega”. Henri.

“The Erechtheum”.Oxford University Press. 77 Robertson.108 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 68 Verneda. New York 1995. St. J. “Voyage pittoresque des isles de Sicile. Británica. Ignacio.” Londres 1762-1830.. 71 Stuart. .S. 31 y 32.5 millones de dólares. París 1787. 126. Venecia 1707. Pág. 285 – 288. “Grecia: de Micenas al Partenón”.. Pág. “The Architecture of Ancient Greece: an Account of its Historic Develop- ment” . 86.M. Architecture and meaning on the Athenian Acropolis. Pág. 76 Dinsmoor. 75 Paton. Págs.de Malte et de Lipari”. New York 1995. 79 Robertson. 30. Cambridge 1927. Madrid 1985.. e Revett. Colonia 1998.S. Architecture and meaning on the Athenian Acropolis. “Arquitectura griega y romana”. September 26. 72 William. 78 Hoüel. Encic. Jean. Madrid 1985. 1998. 74 Stierlin. D. William Bell. Robin Francis. 80 La campaña emprendida en 1931 por el “American School of Classical Studies” para replicar la stoa de Atalo se financió con 2. Madrid 1999.. 1687”. N.M..168. 73 González Varas. 87 y 88. 69 Rhodes. New York 1950. J. 165 . “Conservación de bienes culturales”. G. 204. Clair. D. “Lord Elgin and the Marbles”. “The Antiquities of Athens Measured and Delineated. Págs. Henri. “The Bombardment of the Parthenon. Robin Francis. Págs. 70 Rhodes. “Arquitectura griega y romana”.

Mc Allister) 68. GRECIA 109 66.H. 1900 (fotoT. Templo de Apolo en Corinto rodeado de construcciones en 1829 (grabado de Miller) 69. Templo de Sunion tras la excavación del santuario (foto 1900) 67. Templo de Bassae antes de su excavación h. Templo de Apolo en Corinto aislado de edi- ficios (foto 1900) 66 67 68 69 .

tras el saqueo de los relieves (foto James Robertson) 71.110 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 70 71 70. Templo de Afaia antes de su restauración. Templo de Atenea en Paestum restaurado con ladrillo en el siglo XIX (foto Archivo Hulton) .

GRECIA 111 72 73 74 72. 1800. Templo de Hera en Paestum. antes de su restauración (foto Louis Magne) 73. de Wit) 74. siglo XIX. con la Acropolis ya habitada h. Plano de Atenas en el siglo XIX. Atenas y la Acrópolis en 1680 (grabado de F. .

El Partenón entre construcciones con la mezquita en su interior. Estado del Partenón después de eliminar la mezquita interior (foto de 1869) 76 77 78 . La Acrópolis convertida en un barrio de Atenas en 1805 (acuarela de Edward Dodwell) 76.112 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 75 75. en 1762 (grabado de Stuart y Revett) 78. Explosión del Partenón en 1687 durante el ataque vene- ciano (grabado de Verneda) 77.

Primera reconstruccion del peristilo del Partenón por Balanos en 1930 (foto Inst. Segunda reconstrucción moderna del Partenón en 2007 (foto Rob) . Art Londres) 80. GRECIA 113 79 80 79.

El Erecteión en 1805 durante la etapa otomana.114 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 81 82 81. Pascal Sebah) . El Erecteión en ruinas tras la liberación de añadidos en el siglo XIX (foto J. sin la cariátide desmontada por Lord Elgin (acuarela de Edward Dodwell) 82.

Reconstrucción de Erecteion en 1903 (foto Petit) .Restauración del Pórtico de las Cariátides (foto de 1875) 84. GRECIA 115 83 84 83.

Nueva reconstrucción reciente del Erecteión (foto de 1983) 86. sin restaurar (foto de 1854) .116 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 85 86 85. Imagen irreconocible de los Propíleos de la Acrópolis de Atenas como fortificación.

Art Londres) . ROMA 117 87 88 87. Reconstrucción del pórtico interior de los Propíleos (foto Inst. Acceso interior de los Propíleos antes de su restauración (foto de 1870) 88.

Templo de Atenea Nike desmontado y reconstruido de nuevo (foto de 2001) 92.Wilde) . Reconstruccion del templo de Atenea Nike por Lud- wig Ross en 1839 (litografía de Christian Hansen) 90. antiguo templo de 92 Atenea.E.118 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 90 89 91 89. en obras hacia 1900 (foto E. Interior de la catedral de Siracusa. Templo de Atenea Nike reconstruido (foto de 1855) 91.

Mínimo aprovechamiento de restos en la nueva stoa de Atalo (foto de 1960) . ROMA 119 93 94 93. El teatro de Epidauro antes de restaurar la cavea (foto de 1900) 94.

This page intentionally left blank .

Se trata de un templo jónico tetrástilo y pseudoperíptero. un templo recuperado El templo de la Fortuna Viril. que comienzan aquí a separarse de sus homólogos griegos.C. una zona de gran actividad comercial. dedicado al co- mercio de la carne. como parte de un plan de renovación integral de la zona. Estaba dedicado a una divinidad fluvial de la época debido a su situación a orillas del río Tiber. Este potente basamento se convertirá en una seña de identidad de los templos romanos. Formaba parte del Foro Boario.C. a lo largo del siglo II a.Capítulo 4 ROMA La Fortuna Viril. de cuyas volutas salen palmetas curva- das exactamente iguales a las del templo de Priene. lo que posibilitó en gran parte su conservación a lo largo de los siglos. también llamado de Portunus. El templo que hoy podemos ver se construyó sobre los cimientos de otro anterior que se remonta al siglo IV a. el templo de la Fortuna Viril fue transformado en iglesia cristiana muy pronto. tanto en el frente como en los laterales. Al igual que el Panteón.(81) . Para adaptarse al nuevo uso. con la columnata del peristilo adosada a los muros de la cella. salvo en el pórtico de la entrada. con columnas exentas. los cristianos cerraron el pórtico de entrada. de manera que este frente principal adquirió la necesaria apariencia cristiana. y que tuvo que rehacerse. accediéndose por una escalinata frontal. Las columnas son acanaladas con basas y capiteles de estilo jónico. dejando una puerta de acceso entre las dos columnas centrales y tres ventanas en la parte alta de la fachada. El templo se asienta sobre un alto podio. es uno de los más logrados ejem- plos de la arquitectura templaria romana.

Existen imágenes desde el año 1850 en las que se aprecia cómo el campanario ya ha sido retirado. Se comenzó por la casa adosada a la fachada posterior que. En el siglo XIX se comienzan a elaborar planes de recuperación de las diferentes zonas arqueológicas monumentales de Roma. en cuanto al espacio interior. Primero se desalojaron los edificios que habían encerrado al templo de la Fortuna Viril durante siglos. de manera que hoy podemos observar un estado de deterioro des- igual en las fachadas históricamente expuestas y en las que estuvieron al abrigo de las edifi- caciones. con gran parte de la escalinata sepultada bajo tierra. aprovechando la inusual profundidad que ofrecía el tímpano. para ser reutilizadas en la construcción de viviendas que. La cristianización del templo se completó a lo largo de la Edad Media con la construcción de un sencillo campanario en uno de los laterales. Se realizaron también pinturas al fresco en los muros interiores. Las columnas del pórtico frontal. Muchos de estos rellenos fueron posteriormente retirados en las sucesivas fases de restauración sufri- das a lo largo del siglo XIX y sobre todo en el XX. aunque se mantu- vieron durante algunos años los paramentos que cegaban el intercolumnio. sol- ventados con numerosos rellenos en las profundas grietas y oquedades de los fustes. situadas entre las cin- co columnas interiores. al igual que la figura que decoraba el frontón. el nivel del terreno fue rellenándose. a lo largo del tiempo. con un medallón de la Virgen. había desempeñado la labor de proteger los paramentos del edificio de las agresiones externas. así como la decoración del frontón. Se reconstruyeron las columnas completas del pórtico principal. original- mente liso. fue objeto de numerosas restauraciones. patrona de esta iglesia desde su transformación. al igual que la cornisa del frontón de la fachada. Al mismo tiempo. pese a su injustificable posición. El templo siguió utilizándose como iglesia cristiana hasta bien entrado el siglo XX de manera que. fueron sustraídas también durante la Edad Media. Se perforaron los muros laterales de la cella con cuatro ventanas altas. con la narración de la historia de Santa María Egipcíaca. resultado del desprendimiento del revestimiento de estuco y del daño sufrido por la roca base. paulatinamente. Las del lateral más expuesto sufrieron graves daños por abrasión. de manera que el acceso se producía desde la fachada principal a un nivel más bajo que el del terreno. recibiendo esta zona próxima al Tiber una especial atención. llegando a cubrir por completo el basamento y la parte baja de las columnas en el frente lateral.122 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Además. mientras que el entorno había comenzado a excavarse para . fueron ocupando los alrededores del templo hasta dejar despejadas tan sólo dos de sus fachadas. atendiendo sobre todo al estado de las columnas. al incorporar la zona del pórtico se consiguió un ámbito longitudinal dirigido hacia el altar.

con columnas exentas. su esposa Livia y los dos hijos de Agripa. Un friso esculpido recorre todo el perímetro del templo salvo en el frente en el que la piedra caliza quedó lisa para acoger las letras de bronce con la dedicatoria. magníficamente conservado. Es un templo pseudoperíptero y exástilo. el más característico y representativo ejemplo de la tipología religiosa desarrollada por los romanos.(83) Durante el período de dominación romana.C. que responde al modelo romano de edificio de pe- queñas dimensiones. que desempeñan sólo un papel ornamental. junto con el templo de la Fortuna Viril de Roma.(82) Historia de la «Maison Carrée» La Maison Carrée es. sin que ello supusiera transformación morfológica alguna. se construyó entre los años 15 y 12 a. Caio y Lucio César. creyéndose que fueron 3 sucesivas inscripciones realizadas primero por Augusto. considerados en aquellos años como sus herederos. La importancia que se le dio en su momento a este edificio está atestiguada por los restos de una gran estructura porticada. con una única cámara interior y acceso desde el pórtico. bajo la dirección de A. ROMA 123 dejar al descubierto el basamento.C. aunque fácilmente distinguible de la obra original. Se reconstruyó por completo la cornisa del pórtico con una molduración idéntica a la original. para el culto a la familia imperial formada por el propio Augusto. el edificio pasó a ser lugar de culto cristiano. Es un claro ejemplo de la romanización y de la gran influencia que tuvieron los modelos romanos en tierras galas durante la época de Augusto. de la que todavía quedan restos de las basas de las columnas. En los primeros años del XX se derribaron todas las edificaciones adosadas restantes. Muñoz en 1924. que conduce a un espacioso pórtico de entrada ocupando prácticamente un tercio de la longitud total. aparecen adosadas a los muros de la cella. actual Nîmes. de modo que se recuperó la posición exenta original. Este templo. con la parti- cularidad de encontrarse lejos de la capital romana. apoyado sobre un pronunciado zócalo con una sola escalinata en la zona frontal. Las otras 20 columnas. el templo se mantuvo en uso y. tras su llegada al trono en el año 14 d. Diversos investigadores han estudiado esta inscripción siguiendo las huellas dejadas por las letras. que rodeaba la Maison Carrée y se extendía hacia el norte. . apenas iniciada la propagación de la religión cristiana. a la vez que se liberaba el espacio porticado de la entrada y se iniciaron las obras para la ordenación del ámbito urbano asociado al conjunto de monumentos del antiguo foro. luego por Agripa y una última de Tiberio. En la época de su construcción ocupaba el lugar central del foro de la antigua Nemausus. usur- padas en algún momento de la Edad Media.

señores de St.124 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Como ya había sucedido con edificios como el Panteón o el templo de la Fortuna Viril en Roma. a las que se quitaron algunas acanaladuras para facilitar la construcción del cerramiento. Para introducir luz en estas nuevas dependencias. se mermó el espesor de las columnas centrales dejando así un mayor espacio de entrada. Se retiraron los muros de ladrillo que cerraban el espacio de entrada y se sanearon los espacios interiores. se construyó una chimenea adosada al muro este. a la vez que se abrían ventanas similares a las de los muros laterales. pero se desconocen los efectos que esta ocupación ocasionó en el edificio. se abrieron ventanas cuadradas en los muros exteriores. La estructura sustentante de la cubierta a base de cerchas de madera se mantuvo. destinándolo de nuevo a capilla. Se sustituyó la bóveda de cubrición del pórtico por una estructura de cerchas de madera. Tras la familia Boys. para facilitar el acceso del ganado al interior. No fue hasta 1670 cuando un miembro de la familia. Se subdividió el interior de la cella en dos niveles con diferentes dependen- cias. mientras que establecieron su residencia en una mansión que construyeron adosada a las últimas columnas del lateral derecho del templo. esta vez con muros de ladrillo entre las colum- nas. los Brueys. siendo necesaria la perforación puntual de los muros laterales. Probablemente también sirvió como mezquita a los árabes durante la invasión de Nîmes. adquirieron la mansión y el templo. De este modo. que lo recibió a cambio de una vieja villa. En este estado permaneció hasta el siglo XVI. ya que originalmente la única abertura que tenía el templo era la puerta de acceso. Se cerró el espacio de acceso cegando los huecos entre las columnas. que no dudaron en utilizarla como establo para el ganado. quienes restablecieron en parte la nobleza del edificio y re- cuperaron el aspecto exterior del mismo. Para adaptarla a tal uso se volvió a cerrar el peristilo. Esta degradación de la Maison Carrée con- tinuó con sus nuevos dueños. Junto con sus herederos convirtió el edificio en la tumba familiar. considerado por entonces como una construcción secundaria de la vivienda. permaneció inalterado hasta que en el siglo XI pasó a ser sede de los cónsules de la ciudad de Nîmes. Además. vendió el templo a la orden de los Agustinos. esta prematura conversión posibilitó la conservación del templo a lo largo de los siglos. aunque permanecía oculta . mientras que en el oeste instalaron una escalera de caracol. Retiraron los fragmentos de muro que cerraban el pórtico para dar una mayor apariencia de monumentali- dad y quitaron las subdivisiones interiores realizadas anteriormente. cubriendo el nuevo vestí- bulo con una bóveda de cañón. Bajo este vestíbulo se excavó un pequeño sótano que servía de almacén para el consulado. Félix Brueis de Saint Chaptes. cuando el templo pasó a manos del particular Pierre Boys. Chapes. Fue en este momento cuando comenzó un gran proceso de transforma- ción del templo.

destinado a exhibir los restos arqueológicos más preciados que atestiguasen el pasado romano de la villa. albergando distintas exposiciones sobre la historia de la ciudad y la del propio monumento. ha impresionado a artistas y visitantes de todas las épocas. Durante siglos se pensó que el edificio que ha llegado a nuestros días era el original construido por Agripa alrededor del año 27 a. autor del cercano Carrée d´Art inaugurado en 1993. Desde 1824 la Maison Carrée ha venido desempeñando la función de museo. Las partes subterráneas del pórtico se destinaron a la inhumación de particulares. Las reformas del Panteón El Panteón de Agripa y de Adriano. como indica la inscripción del . fue dedicado al servicio de la administración central del Departamento de Adminis- tración y Finanzas Públicas.. Estos muros tenían dos grandes arcos de medio punto. como los templos de la época.(84) Las obras de acondicionamiento se prolongaron durante algo más de un año retrasándose la inauguración hasta marzo de 1824. apoyada en unos muros de sillares de piedra construidos paralelamente a los preexistentes. conservando las reformas llevadas a cabo por los agustinos hasta que en 1823 se decidió transformar el edificio en un museo.C. confrontando noblemente su arquitectura vanguardista con el viejo templo romano. Fue en esta época cuando se repararon los daños ocasionados durante la Revolución que ha- bían afectado levemente a las molduras de la cornisa lateral y al remate del frontón de la fachada principal. Se solventaron también en parte los desperfectos que habían sufrido las columnas del peristilo. al igual que el novedoso sistema de construcción empleado para elevar la cúpula semiesférica de más de 40 m de diámetro. Durante y después de la Revolución el templo se utilizó como granero y como comercio. con su singular espacio circular iluminado cenitalmente por un gran óculo central. mientras que los religiosos ubicaron sus sepulcros bajo la zona del santuario. En 1831 se ordenó la demolición de todas las edificaciones situadas en un radio de 25 m del edificio y se promovió la apertura de un espacio urbano desahogado que lo rodeara. La importancia que tiene el edificio en el aspecto social y cultural de Nîmes se ha visto potenciada con la reciente intervención del arquitecto británico Norman Foster. junto con la casa adosada. sobre los que se apoyaba un segundo nivel con balcones que se abrían a la nave central. En esta época todas las órdenes religiosas fueron suprimidas y el templo. Los agustinos mantuvieron la capilla hasta el estallido de la Revolución Francesa en 1789. ROMA 125 por la bóveda de cañón del interior. En la zona del altar se construyó una estructura típicamente barroca con columnas salomónicas sustentando el remate de la bóveda de cañón en la zona de la nueva cabecera.

hasta que el emperador Adriano lo reconstruyó por completo entre los años 118 y 128. investigaciones llevadas a cabo por George Chedanne en el siglo XIX revelaron que el templo actual se corresponde con una reconstruc- ción total realizada por el emperador Adriano sobre los cimientos de un templo anterior. incluso pocos años después de su construcción.(85) La monumental fachada octóstila estaba formada por 8 columnas monolí- ticas de granito gris en el frente y otras 8 posteriores de granito rojo. al sur. en cuyo solar se creó una nueva plaza porticada. aligerados con nichos. Estaba construido en bloques de travertino y forrado en mármol. causa por la que ha permanecido en uso ininterrumpido desde entonces. constituyendo el primer caso de templo pagano consa- grado como iglesia. al que algunos autores también atribuyen el remate de las obras del pórtico de entrada. cubierto a dos aguas. . Sobre este gran tambor cilíndrico se apoya la cúpula. Sin embargo. La cella se construyó con gruesos muros de hormigón y arcos embutidos de opera latericia. pavimentada con losas de travertino. con el pórtico y el cuerpo anejo. posteriormente conocida como Piazza della Rotonda. Este carácter singular y la admiración que provocó el templo desde la misma época romana obligó a numerosos emperadores a realizar obras de limpieza y restauración. que fueron reparados por el emperador Domiciano. que lo transformó para dar culto a Santa María de los Mártires. Sólo la zona de entrada.126 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA frontón del pórtico de la entrada. abrién- dose a una plaza porticada de época del emperador Augusto. hacia el año 110. aunque poco después. de manera que se enfrentaba con la basílica de Neptuno. como la acometida por Antonino Pío alrededor del año 150. Así permanecieron los restos del templo. realizada con estructura reticular de la- drillo y masa de hormigón con 5 filas decrecientes de casetones y una amplia faja lisa en torno al óculo. Una inscripción en la entrada deja constancia de otra restauración a cargo de Septi- mio Severo en el año 202. construida al otro lado de aquella plaza de trazado circular. En el año 608 el emperador bizantino Focas lo donó al Papa Bonifacio. abriendo la entrada hacia el norte. El buen estado de conservación del Panteón en los momentos finales del Imperio Romano se debe en parte a la gran premura con la que fue transformado en iglesia para culto cristiano. volvió a ser pasto de las llamas durante la época de Trajano. ocuparon el espacio del templo anterior. Se cree también que los capiteles de las columnas de la entrada eran de bronce y que poseía multitud de esculturas que incluían figuras de Augusto y Agripa. El templo original era de planta rectangular con la entrada en el lado opuesto. Este templo sufrió graves daños en un incendio en el año 80. organizadas en dos filas que sustentan la cubierta del cuerpo de entrada. Adriano derribó lo existente y proyectó otro edificio cambiando la orientación con respecto al anterior Panteón. ocupando la antigua plaza circular con la gran cella redonda unida a la columnata de entrada.

otro emperador bizantino. para fundirlas y construir los cañones del castillo de Sant´Angelo. perdidas hacia el siglo XV. en el que recrea la parte original romana del edificio prescindiendo de las sustituciones del medioevo e incluso de la polémica intervención de Bernini. que también se habían derruido en algún momento no documentado. junto con la restitución del fragmento de cornisa y tímpano. Todas estas mo- dificaciones quedaron patentes en un grabado de Piranesi realizado en el año 1758. con la construcción de dos campanarios gemelos sobre el cuerpo . alrededor del año 1435. durante el pontificado de Urbano VIII (1623-1644). que se habían levantado a lo largo de la Edad Media. el Papa Urbano VIII. visiblemente diferente de los originales. para que Bernini pudiera fundir el baldaquino de la catedral de San Pedro. Se cree que fue en época de Constante II cuando fueron retiradas también las esculturas de bronce que decoraban el frontón. En grabados de la época puede apreciarse que se había levantado una pared entre la primera y la segunda columnata del pórtico. Por la disposición de estas huellas se cree que la escultura principal era una gran águila con las alas extendidas. permiten observar un pequeño campanario elevado en el centro sobre el pórtico de entrada. el Papa decidió liberar el Panteón de las construcciones adosadas a él. hasta que en el 735 esa superficie exterior fue cubierta con planchas de plomo. datadas a partir del año 1400. había mandado retirar las tejas de bronce dorado que cubrían la cúpula. también con capiteles distintos. donde se colocó un tramo de muro de sustentación a finales de la Edad Media.(86) Las representaciónes más antiguas del Panteón. Estas modificaciones obligaron. (87) El cuerpo porticado de entrada sufrió otra importante transformación durante el breve pon- tificado de Urbano VII. ROMA 127 En el siglo VI. junto con las que decoraban el pórtico de entrada. construido en 1270. en tiempos de Alejandro VII (1655-1667). que en 1590 mandó retirar las cerchas de bronce que sustentaban la cubierta. Se desconocen las fechas de construcción y derribo del campanario reflejado en las ilustracio- nes del siglo XV. dejándolo en un estado similar al que podemos ver actualmente. Durante el pontificado de Eugenio IV. de las que sólo han llegado a nuestros días las marcas de los anclajes. mandó retirar las restantes. Tras el expolio de parte de las planchas de bronce de la cubierta del edificio en el siglo VI. aunque hay constancia de su existencia hasta finales del siglo XVI. Algo similar ocurrió con las otras dos columnas del lateral oriental. en 1625. Fue el mismo Bernini quien en 1665 recibió el encargo de realizar la reforma que provocó la mayor transformación del edificio. que fueron sustitui- das por otras de granito gris. a la sustitución de la columna desaparecida por otra con fuste de granito rojo y capitel corintio. junto a la falta de la columna del extremo izquierdo del pórtico. Constante II.

128 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA prismático que une el pórtico de la zona de entrada con la cella circular. lo que llevó a iniciar paralelamente un proceso de saneamiento y limpieza de la obra. que unos años antes. que entre los años 1929 y 1934 dirigió una importante labor de reconstrucción de partes de la cúpula y del basamento del edificio. ya que la resistencia y estabilidad de la estructura no se han visto apenas alteradas por el paso de los siglos. ordenado por el Papa Alejandro VII. junto con la remodelación de la fuente de Giacomo della Porta. pero. con motivo de los fune- rales del rey Victorio Emanuele II en 1878. al sur del Coliseo. se procedió a renovar la decoración interior del templo. en 1711. a finales del siglo XIX. sustituyendo la inscripción romana del frontón e instalando relieves y figuras alegóricas sobre el mismo. había sido redecorada exteriormente. prevaleció sobre aquella intervención que lo alteraba. proba- blemente entre los años 1747 y 1752. mientras que en el tramo de paramento existente entre cada dos nichos la decoración se simplificó notablemente. fueron declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.(88) En 1980 el casco histórico de Roma. . aunque el responsable hubiera sido el mismísimo Bernini. que provenía del templo de Ra en Heliópolis. que ocupaba el centro de la plaza desde mediados del siglo XVI. A mediados del siglo XVIII. A partir de este momento. aunque se tallaron de forma diferente en su cara vista para hacer evidente la nueva intervención. completó la fuente con un obelisco egipcio. sustituyendo el revestimiento decorativo original. el Papa Clemente XI promovió los trabajos de restauración de la plaza de la Rotonda. En esta obra se utilizaron ladrillos similares a los originales. El pontífice. El Panteón permaneció con el aspecto exterior torreado que le había dado la intervención de Bernini durante algo más de dos siglos. Cabe destacar la intervención del arquitecto Alberto Terencio. la visión del edificio como elemento unitario y original en su concepción. salvo un pequeño tramo que se dejó como testimonio. los trabajos de restauración realizados en el Panteón se han limitado en su mayor parte a la limpieza. viendo la necesidad de dar al Panteón un aspecto exterior que reflejase su ac- tual destino religioso. Poco después del remate de las obras. incluido el Panteón. dotando a los nichos de frontones triangulares. además de su gran valor arqueológico y arquitectónico. compañero del que se eleva en la Villa Celimontana. Esta intervención se centró sobre todo en el tramo más alto del tambor. La actuación de Bernini levantó una fuerte polémica en la época. La demolición de los campanarios en 1893 por el arquitec- to Luca Beltrami fue bien acogida por la sociedad romana. despertando la antipatía del pueblo romano que comenzó a conocer los campanarios como las orejas del asno.

luego conocido como la Vía Sacra. a pesar de que aún no se habían concluido las obras. para conmemorar la victoria de Thapsos. fiestas y actos públicos.. afectando seriamente a la estructura de cu- brición. siendo reconstruida seis años después por el prefecto Gabinio Vetio Probiano. que unía longitudinalmente este espacio urbano con el Tabularium construido por Sila en el borde de la colina Capitolina. En el siglo IX se construyó la pequeña iglesia de Santa María en Cannapara sobre el ala occidental de la planta baja. Una nueva destrucción parcial se produjo durante el saqueo de los visigodos. Su construcción se inició hacia el año 54 a. erigida por Tiberio Sempronio en el año 169 a. Fue Octavio Augusto quien la finalizó 10 años después. aprovechándose las ruinas para elevar sobre ellas el hospital de .C. Poco después comenzaron las obras de de lo que inicial- mente sería un mercado. que le añadió una rica decoración escultórica. junto con la Curia para el Senado y diversos monumentos conmemorativos. Augusto la reconstruyó de inmediato ampliando el edificio original.. Las aguas allí estancadas fueron desviadas hacia el río Tíber por los Tarquinios.(89) En el siglo III la basílica volvió a incendiarse. el edificio sufrió un gra- ve incendio que lo dejó reducido a escombros en su práctica totalidad.C. en agosto del 410. sin perder su nombre original. La basílica Julia se debe al patrocinio de Julio César. como la basílica Sempronia.C. Allí se construyeron también edificios religiosos. Diocleciano la reconstruyó sustituyendo algunas columnas por pilares cruciformes. El espacio urbano se conoció como Foro Romano o Foro Republicano. En el otro extremo del eje se levantaría siglos después el Coliseo. bajo el mando de Alarico. mediante la construcción de la cloaca Máxima.LAS BASÍLICAS COMO ALMACENES DE COLUMNAS APROVECHABLES A la entrada del Foro. siendo inaugurada hacia el año 46 a. aquel terreno pantanoso fue objeto de un complejo trabajo de saneamiento. En el año 14 a. Con el tiempo se fue consolidando un eje. Hacia el año 750 a.C. para dedicarlo a sus hijos adoptivos Cayo y Lucio. dos años antes de su asesinato. que constaba de un doble peristilo de dos pisos rodeando una gran sala.. y algunos pequeños puestos co- merciales conocidos con el nombre de tabernae veteres. A.C. el pequeño valle ubicado entre los montes Palatino y Capitolio se había ido consolidando de forma natural como lugar de paso. en su extremo más próximo al Tabularium. ROMA 129 Ruinas del Foro Romano A lo largo de los años. para diferenciarlo de los posteriores Foros Imperiales. el primer gran monumento que se encontraba era la basílica Julia. desmantelando otros edificios ubicados en la zona. con una planta de más de 100 metros de longitud. reunión.

se encon- traba cubierto de escombros. En el exterior tenía un pórtico que rodeaba el perímetro del edificio.C. Emilio Lepido y su familia participaron también en la construcción. cuando las autoridades estatales y municipales los valoraron como patri- monio arquitectónico. Pero hoy en día sólo se conserva parte del basamento y pequeños frag- mentos de muros. columnas y mármoles del edificio romano. Desde este edificio arran- caba el Clivus Capitolinus.130 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA la Consolación en el siglo X. Fue construida en el año 179 a. de forma que comenzó a ser denominada basílica Emilia. Fulvio Nobilior. un antiguo camino que llevaba a la cima de la colina del mismo . con las naves laterales más bajas que la central y un segundo piso con galerías de arcos.(90) Pocos datos se conocen de la Alta Edad Media. iniciándose la venta y expolio de los materiales. dedicado a Saturno. ambos convertidos en las iglesias de San Adrián y San Lorenzo respectivamente. La recuperación y restauración del basamento se efectuó en los años treinta del siglo XX. cuando se desenterró el solar. Entre los siglos XIV y XV el terreno existente entre la Curia y el templo de Antonino y Fausti- na. al igual que la vecina basílica Julia. sobre el que se habían construido varias casas. por el censor M. En cuanto a posteriores vicisitudes del edificio. Las excavaciones realizadas en el Renacimiento y en los años 1788. dividida en tres naves por hileras de columnas. 1849 y 1870 solamente han recuperado escasos restos del desaparecido monumento.. que eran utilizados para la construcción de nuevas edificaciones dentro del propio foro o en viviendas cercanas. anterior a la basílica pareja de César. de menores dimensiones.LA CONSTRUCCIÓN DESORDENADA DE TEMPLOS A los pies del Capitolio. un edificio completamente cerrado. Bramante aprovechó el único resto que aún se mantenía en pie de la basílica Emilia para construir con sus sillares el palacio Giraud–Torlonia. El Prefecto Vetio Probiano la reconstruyó. Frente a la basílica Julia se levantó la basílica Emilia. Un grave incendio en el año 14 a. los mayores daños fueron provocados por el saqueo visigodo del año 410. Hoy sólo quedan restos de las bases de las columnas del cuerpo central. fue restaurado años después para decorar sus fachadas. Este centro comercial y jurídico del Foro. una fortaleza de nueva planta ocupó una parte de su solar. Esta absoluta indife- rencia con respecto a los restos de estos edificios comerciales romanos se mantuvo hasta bien entrado el siglo XIX. obligó a reconstruirla totalmente. entre el Tabularium y la basílica Julia. En el Renacimiento. B.C. pudiendo haber quedado re- ducida a ruinas hacia el siglo VIII. se levantaba un pequeño templo anterior a ningún otro edificio del Foro Romano. M. Estaba formada por una gran sala de 70 x 29 m. por encargo del cardenal Adriano Castellesi. Lo único que se mantiene en pie es una pilastra de travertino reconstruida en el siglo XIX. por lo que en un principio re- cibió el nombre de basílica Fulvia.

A prin- cipios del siglo XV. por falta de espacio. La primera gran transformación se produjo a principios del siglo IV a. así como restos del antiguo altar de Hércules. mientras que para el erario fue necesaria la construcción de un nuevo edificio en las proximidades. Lo único que quedó en pie del templo de Saturno fue parte del pórtico frontal. según la leyenda. En sus grabados. Este uso se mantuvo incluso en época cristiana aunque posteriormente. El Templo de Saturno tenía planta rectangular. habían . construido en parte con materiales reaprovechados. financiándolo con el botín obtenido durante una campa- ña militar en los Alpes. Las ruinas que hoy se conservan del edificio se corresponden con una tercera reconstrucción que remplazó a la segunda. con 11 columnas en los laterales. correspondiente a la recons- trucción del año 283. por orden del cónsul Lucio Tarquinio en el lugar donde tradicionalmente existió un altar dedicado a Hércules. Fue construido en homenaje a los Dioscuros. Sobre las majestuosas columnas del pórtico se puede leer la inscripción: “Senatus Populusque Romanus incendio consumptum restituit” (El Senado y el Pueblo de Roma restauraron lo que el fuego había consumido) Junto a los restos de la basílica Julia se elevan tres esbeltas columnas de orden corintio enla- zadas con un pequeño tramo de cornisa. Fue construido entre los años 501 y 498 a. una parte de los muros de la cella aún se mantenía en pie.C. Lucio Munacio Planco realizó una restauración completa del mismo. el templo de Cástor y Pólux. En él se guardaban también los archivos y la escala oficial para el peso de los metales. Piranesi refleja el caserío que lo rodeaba. Tras estos cambios el templo quedó abandonado durante años. En su interior durante siglos se instalaron viviendas y cobertizos. el templo de Saturno albergó el tesoro na- cional. por lo que era conocido con el nombre de Ae- rarium. pero alrededor de 1440 los propios romanos expoliaron sus sillares para otros edificios.. que mantuvo culto muy pocos años.(91) Posteriormente. Cuando Roma estaba en guerra. almacenando las reservas de oro y plata. alzado en un podio muy alto que superaba los 6 metros sobre el nivel del terreno. Originalmente era períptero y octástilo. cuando Lucio Furio ordenó su reconstrucción tras sufrir un grave incendio. llevando al templo de Saturno a un estado de ruina total. cubierto de escombros. destruida hacia el año 283. con columnas jónicas sobre un alto podio. el archivo fue trasladado al cercano Tabularium. son los restos de uno de los templos más antiguos del Foro Republicano. Desde los primeros años del periodo republicano. como consecuencia de las invasiones galas. ROMA 131 nombre. era tradición dejar el templo abierto. que. Los restos del templo de Saturno fueron liberados y excavados parcialmente por Giuseppe Va- ladier en los años 1811. 1834 y 1837.C.(92) En la primera fase de las excavaciones se descubrió el potente pedestal de travertino original de la época de Planco. hasta que en la Edad Media se aprovecharon sus muros para alber- gar la pequeña iglesia de San Salvador de Starera.

dándole la altura actual. Posteriormente.C. Un edificio de planta circular rodeado de 20 esbeltas columnas de orden corintio. que se retranquea con respecto al perímetro del templo. el dictador Postumio lo mandó construir en el año 484 a. Posteriormente. el templo de Vesta. Se sabe que en el siglo IV el templo permanecía en pie. e incluso en el siglo XX. perteneciendo a aquella intervención los restos actuales. En época de Trajano y Adriano el edificio volvió a res- taurarse por completo. aunque se desconoce la fecha y la causa de su destrucción y ruina.C. Bartoli en 1930 son perfectamente diferen- ciables de las originales por su tonalidad más clara y su talla mucho más simplificada. No fue hasta las excavaciones de finales del siglo XIX. cuando se dató e identificó correctamente el edificio.132 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA luchado en la batalla del lago Regilo. encontradas entre los escombros. Las piezas talladas por A. a principios del siglo III. cuyo humo salía por una abertura de la cubierta cónica. en la que ya se encontraba durante el siglo VIII. con una lujosa decoración en las cornisas. consolidando las 3 columnas que hoy siguen en pie. que era de orden corintio..(93) En la zona norte del Foro se encuentran los restos del templo de la Concordia. En unas primeras exploraciones se descubrieron las diferentes cotas del podio. Esta reconstrucción. en el año 117 a. un pequeño tramo de la cella con tres columnas adosadas y otras tres en el peristilo. que hizo necesaria su total reconstrucción. introdujo una segunda línea de co- lumnas adosadas al muro de la cella. Las excavaciones modernas comenzaron a principios del siglo XIX para continuar en el año 1870. enterrado por completo y confundido hasta entonces con la iglesia de San Teodoro. Muy cerca del templo de Castor Pólux se encuentran los restos de otro de los templos más antiguos de Roma. Actualmente sólo se conserva parte del basamento. Septimio Severo y su esposa Ju- lia lo reformaron completamente. En esta restauración se reubicaron piezas originales. condenán- dolo con ello al abandono y a la ruina. En su interior se mantenía el fuego sagrado en honor a la diosa Vesta.C. aunque conservó el trazado circular original. Este rito hizo que el edificio fuese propicio a padecer incendios y destrucciones a lo largo de su his- toria. En el año 394 el emperador Teodosio clausuró definitivamente el templo de Vesta. como remate de una única escalinata que salvaba el podio. fue construido en honor al dictador Marco Furio Camilo y dedicado a la Concordia .C.. En su honor. construido al- rededor del año 366 a. en los inicios del periodo republicano. En el siglo XV su estado ya era similar al actual. a la vez que se añadieron otras nuevas talladas en travertino. como el ocurrido durante el reinado de Cómodo en el año 191 d. lo reconstruyó el cónsul Lucio Cecilio Diademato. No fue hasta principios del XX cuando se alcanzó el nivel del suelo en el que se había iniciado la construcción del templo original. con cuatro de ellas flaqueando las aberturas de acceso al templo. El templo.

gravemente dañado por los diversos terremotos sufridos en la zona. limpiando y saneando su entorno. liberándolo de escombros. El arquitecto Valadier dirigió las primeras restauraciones de este templo en el año 1811. por el cónsul Lucio Opimio.(94) . ajena a la tradicional de los templos clásicos. No se sabe cómo era aquel primer templo. En diversas representaciones de los siglos XVII y XVIII se confunde el templo de Saturno con el de La Concordia. consolidando las columnas conservadas y reforzando el basamento. relleno de escombros. se construyó en el año 81 el templo de Vespasiano y Tito. Junto al templo de la Concordia. La mayor transformación se debe a Tiberio. ya que solamente se han conservado tres colum- nas del pórtico con el fragmento de entablamento que las une. que había sido construido con piedra procedente de la cercana colina capitolina. Lo mandó levantar Domiciano. Era un templo sencillo. Durante siglos el nivel del terre- no. fue subiendo progresivamente hasta cubrir más de la mitad del fuste de las columnas en el siglo XVI. ROMA 133 que el mismo consiguió con las leyes Licinias. Esta cuidada decoración sirvió para que Tiberio lo convirtiese en un museo de la cultura griega.C. Tampoco se sabe cómo y cuándo se destruyó. aunque excavaciones recientes han encontrado res- tos de un edificio mucho más pequeño que las ruinas actuales. conociendo el destino de la mayor parte de los edificios del Foro. para la convivencia entre patricios y plebeyos. La pequeña parte de la inscripción que todavía puede verse en el arquitrabe de mediados del siglo VII no se sabe si es la original o si reemplazó a otra anterior. error en el que cayó Piranesi en sus grabados del primero. En las excava- ciones del siglo XIX se encontraron los restos del basamento del edificio original. aunque no se sabe si de forma completa o parcial. En los últimos años del imperio el pórtico del edificio sirvió como lugar de reunión del senado e incluso para celebrar sacrificios y ceremonias religiosas. que cubría sus muros y suelo con már- moles de colores. es muy probable que sirviera de cantera para las edificaciones cercanas. próstilo y de orden corintio. aunque la limitación que presentaba al estar apoyado en la colina obligó a ensancharlo transversalmente. El templo original fue recons- truido por primera vez en el año 121 a. en honor a su padre y a su hermano. si bien. inmediatamente después de la pre- matura muerte de éste. que albergaba parte de las esculturas helénicas sustraídas por los romanos en sus campañas de conquista. aprovechando uno de los escasos huecos desordenados que aún existían en el Foro. Al mismo tiempo se en- contraron restos de la riquísima decoración de la cella. No hay testimonios de las causas de su destrucción a partir del siglo VIII. con una forma extraña. Fue restaurado en tiempos del emperador Septimio Severo a finales del siglo II y un siglo después por Caracalla. Durante la época imperial el edi- ficio fue restaurado en varias ocasiones.

para una posible restauración del templo. era un templo barroco que ocupó el solar de lo que en su día fue la Curia o Senado de la Roma An- tigua. hay que destacar la iniciativa de Valadier. A mediados del siglo XIV. Los intercolumnios se ce- garon con muros de fábrica en su parte más baja y en el central se colocó una puerta rematada con un pequeño frontón triangular. No fue hasta 1602 cuando la iglesia fue reconstruida de nuevo. Por los grabados antiguos. El desmantelamiento de los muros provocó el derrumbe de la estructura de la cubierta de la iglesia y de parte de la cornisa del pórtico que aún se conservaba. se aprecia que la iglesia . situada junto a la basílica Emilia en el Foro Republicano. C. de cella casi cua- drada asentada sobre un potente basamento al que se accede por una escalinata frontal.. alargando el cuerpo central de la iglesia. de forma similar a la anterior pero con una fachada barroca adelantada con respecto a la cella.DERRIBO DE SAN ADRIANO PARA REHACER LA CURIA La iglesia de San Adriano. Lo que sí se mantuvo a pesar de la profunda transformación sufrida fue el pórtico de entrada con las 10 columnas intactas. proyectando la reconstrucción del pórtico con un frontón. la decoración del friso y el arquitrabe.134 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Tres siglos después de la construcción de la basílica Emilia. Ya en el siglo XI. En el año 161 pasó a estar dedicado a ambos cónyuges como templo de Antonino y Faustina. En un grabado de 1575 podemos observar que el terreno cubría completamente el basamento del templo y parte del fuste de las colum- nas. que cegaba parte del intercolumnio lateral. debiendo abrirse accesos laterales en el edificio. Es por tanto de esta fecha la dedicatoria a Antonino inscrita en el friso.(95) Como en otros monumentos del Foro. a principios del siglo XIX. añadida 20 años después a la de Faustina. ubicada en el arquitrabe del pórtico. el emperador Anto- nino Pío erigió en su costado meridional un pequeño templo consagrado a su esposa Fausti- na. uno de Falda de 1669. con una réplica excesi- vamente renovada. la cella del edificio. y que se derribó por completo para construir el nuevo edificio. restaurandose también el costado posterior. A finales de aquel siglo se liberó de escombros el entorno del templo y la escalinata del podio suprimiendo un vial que lo rodeaba. correspondiente al ábside y sacristía de la iglesia.. Para ello se elevó notablemente la altura de los muros construyendo una fachada muy sencilla con cubierta a dos aguas y unos contrafuertes a ambos lados de la misma. recién fallecida. Se trata de un templo sin peristilo con 6 columnas corintias en el frente y 2 en cada lateral. en 141 d. bajo el pontificado de Urbano V. fue utilizada como cierre de la iglesia de San Lorenzo de Miranda. de la que había desaparecido la cubierta y cuyo basa- mento estaba totalmente oculto por el terreno.C. gran parte de la cella fue destruida para utilizar los sillares en la construcción del palacio lateranense.

La portada original de la Curia se había desmontado en el año 1660 para colocarla en San Juan de Letrán. El complejo constaba de cinco foros cerrados por muros. Cuando se excavó el espacio exterior y se bajó su nivel. en el siglo XIII. con espacios urbanos más acotados y ordenados que la anárquica extensión del Foro Republi- cano. siendo luego sustituida en la intervención de Borromini. entre 1934 y 1937. empezando por el Foro de César. como el resto del Foro. hasta que en el siglo XVII se transformó interiormente en una iglesia barroca. Augusto. que deshizo el templo barroco. reconociendo la fachada de la iglesia como la del edificio romano. Antonio Muñoz y Corrado Ricci. cada uno de ellos dotado de edificios singulares y con funciones conmemora- tivas. Diferentes emperadores erigieron sus propios foros hasta formar un vasto complejo en el centro de Roma. luego. sin apenas restos visibles de sus antiguos monumentos. En el siglo VII la Curia había sido transformada en templo cristiano. Rodolfo Lanciani (96) había identificado el Senado como la iglesia de San Adriano en un estu- dio realizado en 1883. La labor de auténticos desenterradores de estos profesionales era tan inmensa y a la vez grati- ficante. ante los ricos restos descubiertos. aprove- chando restos del pavimento y algunos elementos aislados. abriéndose el muro posterior para construirle el ábside. lo cual permitió identificar el edificio en 1883. que quedó parcialmente enterrado. con sus portadas y columnatas interiores. religiosas o comerciales diferentes. no será hasta 1924 cuando dos arqueólogos restauradores. Mientras en el siglo XIX se sacó a la luz gran parte de la estructura del Foro Romano. procediendo luego a su derribo e integrale repristino. ROMA 135 ocupaba la estructura de la Curia reconstruida. se hicieron tres naves y se elevó el pavimento tres metros.(97) Los Foros Imperiales bajo el suelo de Roma Los Foros Imperiales son el resultado de una sucesión de ampliaciones del primitivo Foro Ro- mano. Como era imposible volver a reponerla se hizo una réplica nueva en bronce. los de César. Vespasiano y el Foro de Trajano. dejando todo tipo de datos y constancias . El arqueólogo autor de la réplica del edificio fue Alfonso Bartoli. para recuperar un edificio tan simbólico para Roma. se descubrió el hueco tapiado de la puerta del antiguo Senado enterrada. vació completamente los muros de ladrillo y construyó la nueva Curia por completo. Los Foros Imperiales llegaron al siglo XX completamente cubiertos. que se realizaron al final de la época republicana y durante la época imperial. Estos descubrimientos incitaron al derribo de la iglesia de San Adriano en 1900. sociales. que se les ha criticado la falta de rigor a la hora de proceder de forma sistemática en las excavaciones. inicien la excavación de la amplia zona imperial. Nerva (también conocido como Transitorio).

sin demasiados estudios previos de tipo histórico o arqueológico. con sus elementos periféricos y urbanísticos de la época imperial. a cuyas obras pertrenecen las columnatas del pórtico perimetral. siendo Octavio Augusto el en- cargado de terminarlo tras la muerte de César. que fue añadida con ocasión de las obras de Trajano. era octástilo y corin- tio. en cuya época se iniciaron las restauraciones. Se trataba de una plaza rectangular y alargada de 160 m x 75 m. que ocupaba el lado norte del foro. así como todos los elementos arquitectónicos de ladrillo y las esculturas conservadas. situado tras el edificio de la Curia. obligaron a excavar. elevando para ello la calle y uniendo los yacimientos. para albergar a la población desplazada.136 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA de los restos aparecidos. La drásticas obras de ordenación monumental de los grandes viarios de la Roma de Mussolini. deses- combrar y rellenar.C.LA EXCAVACIÓN DEL FORO DE CÉSAR En el año 54 a.(99) apenas representa un tercio del espacio original. La zona excavada de este foro entre los años 1930 y 1932 por Antonio Colina y Antonio Mu- ñoz. pertenecen a la reparación de Trajano del 113. Las excavaciones fueron realizadas en paralelo a la ordenación del trazado viario. en el lado norte y una estatua de Cé- sar en el centro de la plaza. Los restos de las antiguas construcciones romanas.(98) En el 2004 ha vuelto a plantearse la necesidad de excavar el subsuelo del viario y restaurar lo que queda de los distintos foros. La obra duró varios años. entre las que se encontraban especialmente los foros. . cerrada en tres de sus lados con un doble pórtico de columnas.. a varios kilómetros de Roma. debido a un incendio ocurrido en el año 273. quedaron acotados en islas arqueológicas dispersas. con el templo de Venus Genetrix. Las tres columnas que se levantan hoy en día. como la Via dei fori imperiali.. Primero se demolieron las construcciones a lo largo del eje de los foros. Para la excavación parcial de los foros se tuvieron que expropiar numerosas construcciones de viviendas que los invadían.(100) siguiendo los dibujos de Palladio del siglo XVI. cientos de miles de toneladas de suelo por toda Roma.C. entre el monumento a Víctor Manuel y el Coliseum. con un templo dedicado a Venus Genetrix que fue consagrado en el 46 a. A. remover. que condicionó las áreas arqueológicas que podrían salir a la luz. construyéndose en 1924 el poblado de Afilia. (como nos indica una carta de Cicerón) Julio César proyectó el Forum Iulium. primero de los Foros Imperiales. También en tiempos de Diocleciano se intervino en la zona. diosa familiar de la estirpe Julia. Al fondo podemos acceder desde los mercados a la basílica Argentaria. centro financiero del Imperio. al lado del Atrium Libertatis. abiertos a una profundidad de ocho metros bajo el pavimento de la ciudad actual. recompuestas con restos encontrados. en terrenos com- prados a particulares. El templo.

El terraplén moderno.70 m. que en la actualidad es la Casa de los Caballeros de Rodas. construido en el siglo XIII y modificado en el siglo XV (posiblemente por los mismos arquitectos que trabajaron en el Palazzo Venezia).. El conjunto estaba construido en mármol de Carrara. cuatro de ellas se conservan hoy en pie. ROMA 137 B. que es privado de perspectiva y aparece incrustado contra el muro del fondo. réplicas de las del Erecteión de la Acrópolis de Atenas. y también contaba con un ábside destinado al culto de estatuas: Marte. El terreno debió ser comprado a particulares. no ayuda a poner en valor el volumen del monumento.INTERVENCIÓN MODÉLICA EN EL FORO DE AUGUSTO Octavio Augusto. estaba situado en una posición axial al fondo de la plaza. aunque hubo que renunciar a una mayor extensión debido a la negativa de los propietarios. El templo de Mars Ultor. En el centro de la plaza se situaba la estatua de Augusto sobre un carro. Las dimensiones originales eran de 125 m x 118 m. De las ocho que se encontraban a cada lado. la de la entrada. con una orientación este-oeste. Son interesantes las grandes columnas corintias del templo.(101) La excavación parcial del Foro en 1930 por el arqueólogo Antonio Muñoz. como el de Venus Genetrix. cuyas casas lo ocupaban. se exten- dió entonces en Roma. a ambos lados. perpendicularmente en el costado lateral del Foro de César. Sobre las ruinas del pórtico lateral norte se levantó un edificio. cuyo empleo. primer emperador. debido a los escombros que elevaron el nivel del viario que lo cubría y que pasa muy cerca de la facha- da del templo. Su construcción se debe a una promesa realizada antes de la victoria en la batalla de Filipo. aunque de mayores proporciones. que dirigió los trabajos de apertura de la Vía de los Foros Imperiales. La parte superior del pórtico estaba orna- mentada con cariátides. permitió recuperar la plataforma sobre la que se elevaba el templo de Marte. contra los asesinos de César. Las excava- ciones sólo han liberado la parte este del conjunto. Tenía una plaza porticada. del que aparecieron algunos fragmentos de columnas . Como se puede ver en un grabado de Rossini de 1845. que finalmente fue demolido. el templo de Marte estuvo ocupado du- rante un tiempo por el convento de la Anunciación. produciéndose con ello una pequeña irregularidad en el lado oeste. y terminado 40 años después. Esta estatua confirma el carácter militar y triunfal que se le dio a este foro. que contaba con dos grandes exedras. con una altura de 17. que se inició en el Foro de César. adosó un nuevo foro conmemorativo. comenzado en el 2 a. mientras que ignoramos lo que se encuentra en la parte oeste. cubierta por la vía de los Foros Imperiales. Venus y quizás el Divus Iulius (César divinizado). Durante el periodo romano fue restaurado por Claudio y Adriano.C.

En los grabados podemos observar .(102) Estamos en unos años de sensibilidad hacia la restauración con incorporaciones puntuales reconoci- bles. incómoda construcción. La restauración se limitó en este caso a reponer sillares y a rehacer mínimamente algu- nos trozos de basas y fustes. formado por cuatro columnas con sus capiteles corintios y el arquitrabe del entablamento. estas columnas fueron muy representadas en grabados del Renacimiento y del Barroco. escalones de acceso y restos de pavimentos enlosados en el peristilo y exedras ex- teriores. También se conservaba el tramo lateral del pórtico del templo. En su fondo se alzaba el templo de Minerva.138 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA estriadas.EL INCÓMODO FORO DE NERVA Hasta la época de los Flavios. por Nerva. la zona situada entre los foros de Augusto y de César y el templo de la Paz permanecía libre. junto con el descubrimiento de una colosal estatua de Marte delante de la columnata. convirtiéndose en una angosta zona de paso. En el lado que daba a los foros romanos es posible que se situara un pequeño templo simétrico al de Minerva. En el muro del ático se vuelve a representar a Minerva. en esa época se llegó a perforar en numerosas ocasiones las piedras del muro para extraer los enganches metálicos empleados en la unión de las piezas. Por este lugar pasaba la vía Argiletum que unía el Foro Republica- no y la Suburra. con un sector del muro de fondo. En el muro del lateral sur subsisten dos columnas con su entablamento. completando con ladrillo las zonas desaparecidas. En 1606 el Papa Pablo V le extrajo numeroso material para la construcción de la fuente del Acqua Paola en el Janículo y hoy no sobrevive nada más que un núcleo de opus caementicium. del que tomó el nombre. que en el caso de este foro han sido puestas como ejemplo de mesura y rigor. C. que utilizó este espacio viario para la construcción del Forum Transitorium. El templo de Minerva es conocido por los numerosos dibujos realizados en el Renacimiento y por autores posteriores como Piranesi. en lugar de pórticos. en el año 97. En los lados largos se colocaron columnas que se unían a los muros laterales mediante trozos de arquitrabes. Igual que el templo. llamadas la colonnacce. A partir de los fragmentos que han llegado a nues- tros días observamos que el friso estaba ricamente decorado con relieves del mito de Aracne. Ade- más. de 120 m x 45 m. que podemos reconocer como santuario de Jano. el foro tiene una forma estrecha y alargada. divinidad familiar del nuevo emperador. que obsta- culizaba una calle muy transitada. Al tener que adaptarse al espacio existente. así como el muro de la cella. para los que no existía prácticamente sitio.. hace pensar que este foro estaba decorado con motivos referentes a los antiguos dioses. lo que. Esta decoración probablemente fue quitada sistemática- mente en la Edad Media para su uso en la construcción y pavimentos de iglesias romanas. El foro fue inau- gurado a la muerte de Domiciano. La integración en la zona monumental se debe a Domiciano.

de 24 m de altura. todavía cubierta por la actual vía de los Foros Imperiales. . que se encontraba situado al lado del templo de Minerva. al que se le habían abierto varios huecos para ventanas y puertas. mientras la columnata perimetral lo fue al año siguiente. que estaba embaldosado en un primer momento.(103) El espacio central. ROMA 139 cómo. utilizándose como horno. fue posteriormente transformado en estanque. con dos pisos de altura. del que subsiste una buena parte del muro curvo de fondo. abriéndose el acceso en el centro.. La mayor parte está en la actualidad recubierta por la moderna vía de los Foros Imperiales y los jardines que la rodean.EL FORO DE TRAJANO COMO CENTRO COMERCIAL Después de la construcción del Foro Transitorium. con dos grandes exedras laterales como las del Foro de Augusto. Esta zona estaba dividida en cinco partes con seis columnas. El último elemento de este foro es el llamado Porticus Absidata. La entrada al foro. además de tener adosadas otras edificaciones. como el Atrium Libertatis o el acueducto Acqua Marcia. se acometió aprovechando el botín conseguido por Trajano en su conquista de Dacia. En este lugar. dán- donos la escala real de aquel estrecho conjunto monumental. tahona o bodega. ocultándolo hasta la mitad de las columnas. cuya cam- paña recoge la Columna Trajana. En el ático se encontraba un carro triunfal con la estatua de Trajano. donde confluían importantes vías. año del triunfo de Trajano en el Danubio. un espacio de forma trape- zoidal. con una portada en arco de triunfo reproducida en monedas acu- ñadas por Trajano. con tres pilares en su parte oriental. Esta era cuadrada y porticada. sobre la ladera de la colina que separaba el Quirinal del Capitolio. La única forma de ganar espacio obli- gaba a practicar un corte en el terreno. cuyo pavimento se había elevado considerablemente respecto del suelo original. se alzaba un grandioso vestíbulo de entrada a los foros. al 113. Bajo el foro pasaba también la cloaca Máxima. se encontraba en el centro de la plaza. Los dibujos de los siglos XVI al XIX nos son útiles para su conocimiento. el muro de estas columnas. Otra estatua monumental del emperador. se abría en el centro del Foro de Augusto. D. conocida también gracias a las monedas de la época. que se levantaría en ese mismo lugar. Esto provocó la destrucción de los edificios que estaban situados allí. Los trabajos duraron del año 107. la superficie disponible detrás del Foro Republicano se encontraba completamente edificada. La restauración del Foro de Nerva en los años treinta del siglo XX obligó a derribar numerosas construcciones de viviendas y excavar la calle que lo cubría. mientras que los lados estaban ocupados por nichos con estatuas. estaba habitado. Tal empresa. El inmenso complejo de alrede- dor de 300 m x 85 m fue inaugurado en enero del año 112. de enorme coste económico.

Al norte. lo que es una muestra de que el sitio todavía estaba siendo utilizado como espacio público y comercial. pro- venientes del Foro de Trajano. El interior estaba dividido en cinco naves por cuatro filas de co- lumnas. La biblioteca occidental fue desenterrada y sus restos son accesibles bajo la calle actual. el pavimento fue sustituido por grava. . según fuentes altomedievales. A mediados del siglo IX. el robo de columnas provocó la destrucción de parte de la estructura portante afectando a la supervivencia del monumento. Detrás de la basílica. que se encuentra entre las iglesias de Sta. María de Loreto (1540) y la del Muy Sagrado Nombre de María. Entre los años 800 y 1000. están actualmente insertados en el Arco de Constantino. El escultor autor del programa iconográfico de la columna y arquitecto del foro es Apolodoro de Damasco. el gran conjunto debió conservar su aspecto imponente hasta una época tardía. Desconocemos el grado de destrucción del complejo en periodos posteriores. la latina y la griega. Quedan pocos restos de este último edificio. Simultáneamente. con sus casi 170 m de largo y 60 m de ancho. Se le deben atribuir los relieves que. La decoración aludía a las victorias del emperador. fue elevado un templo dedicado a Trajano divinizado y a su mujer Plotina. los bloques de mármol de excelente calidad utilizados en la plaza fueron extraídos de forma sistemática para ser reutilizados en otras construcciones. Una moneda de Trajano representa la fachada exterior dividida en tres partes y con otras tantas entradas. y su correspondiente capitel de mármol yacen al lado de la columna trajana. lo que nos indica que las columnas del templo debían sobrepasar los 20 m de al- tura. Eginardo. Una columna de granito. La gran inscripción dedicatoria del templo está hoy en los Museos Vaticanos. en eje con la columna. La presencia de campos y huertas poco después testimonian el paulatino enterramiento de los restos de la basílica y los porches. se encontraban las dos bibliotecas. cuando las estatuas y relieves fueron trasladados al arco de este emperador. ciertamente la más grande personalidad conocida de la escultura romana y uno de los artistas más importantes del mundo clásico. aunque sólo se ha excavado la parte central. A pesar de los expolios sucedidos bajo el mandato de Constantino. como se observa en las placas que fueron reutilizadas en el Arco de Constantino. cuyo diámetro es de alrededor de 2 m. donde se levanta la columna de Trajano.140 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA En la zona oriental del foro se encuentran los restos de la basílica Ulpia. hasta que el biógrafo de Carlomagno. documentó las exportaciones de mármol de Roma para la construcción de la basílica de Aquisgrán durante el siglo VII. la más grande de las construidas en Roma. así como las grandes estatuas de dacios que decoraban el ático de los pórticos y algunas de las cuales también fueron reutilizadas en el Arco de Constantino. debido al gran deterioro de las enormes cubiertas de madera que necesitaban un mantenimiento constante. fue realizada alrededor del año 121. debida a Adriano. después de la muerte del emperador en el año 117. La construcción.

antes incluso de la inauguración del foro. ROMA 141 La ruralización de Roma prosiguió durante el siglo XII. según los sellos de ladrillo descubiertos en los desmontes. probablemente arruinado por los grandes terremotos que se produjeron en el siglo IX. que continuaban dominando el paisaje de la zona. En los siglos XIV y XV se asiste a la gradual y completa ocupación del área del foro. contrariamente a lo ocurrido en la zona del Foro de Trajano. en el núcleo histórico del nuevo barrio Alessandrino. conteniendo los empujes de tierra de la colina del Grillo. El carácter unitario del complejo resulta de la repetición de un módulo. entonces escasamente habitada y ocupada por huertas y fincas de cultivo. dejando aquella zona fuera del desa- rrollo de la ciudad medieval. Pero la parte más interesante de lo conservado de aquel foro son los mercados instalados en las zonas laterales. después de las ampliaciones de Pío V (1566-1572) y del cardenal Bonelli a finales del siglo XVI. de la que formaron parte los más importantes artistas neoclásicos del momento como Cánova y Valadier. con su masiva estructura de hormigón y ladrillo. son prác- ticamente nulos. que los mercados debían haber sido construidos hacia el año 107. La separación de las tiendas hace las veces de contrafuertes del muro. En la restauración de los restos de la basílica se repusieron restos de los fustes encontrados. Los datos históricos correspondientes al mercado. En el interior del monumento podemos distinguir zonas diferenciadas por mercancías. Debemos remontar a la época de Tiberio Constantino (578-582) la ocupación castrense de los mercados como asentamiento Militiae Tiberianae. . que en intervenciones posteriores se recrecieron en altura. sobre la ladera del foro. mientras que en las zonas altas aparecían auténticos edificios comerciales de varias plantas. En los primeros años del siglo XIX. haciéndose las primeras recomposiciones de restos durante el pon- tificado de Pío VII (1800-1823). entre ellos en el Foro de Trajano y la basílica Ulpia. abriéndose nuevas calles y apareciendo un barrio densamente poblado que derivará. la tienda tabernae a lo largo de galerías que siguen el desarrollo curvo de la exedra y de las calles posteriores. formando parte de la cons- trucción del barrio bizantino instalado en los Foros Imperiales. como atestiguan las numerosas iglesias consagradas a santos orientales.(104) Esta administración será la encargada de realizar las primeras excavaciones en numerosos monumentos de la Antigüedad. y posiblemente empezados por Domiciano. Está establecido. los mercados fueron muy rápidamente reutilizados con fines militares. edificios no comparables a las construcciones comerciales anteriores. la administración napoleónica creó la Comision pour les embellisements de Rome. En aquel siglo el autor de una de las primeras guías de la ciudad da testimonio directo del imponente resto monumental de la basílica y del templo del Divo Traiano. una auténtica innovación que responde a las exigencias de la cambiante economía urbana y a una sociedad que ya demandaba la concentración comercial en grandes centros de venta. Sabemos que. basados en testimonios escritos.

pero sólo como función estática de sustentación de las pendientes del Quirinal. en que fue definiti- vamente suprimido. se remonta al siglo XIII. La primera intervención arqueológica data de comienzos del siglo XIX. cuando. expropiando y demoliendo todo el barrio Alessandrino. llegando a cumplirse los plazos. intentando no desvirtuar el monumento antiguo en nombre de una concepción artificial del urbanismo y la arqueología. inaugurada en 1932. y entre 1928 y 1933 se excavaron los mercados.(106) Se pretendía la realización de un análisis científico de las antiguas restauraciones realizadas a lo largo de los tiempos. Entre 1572 y 1574 ocupó la zona alta del monumento el convento de Santa Catalina de Siena. como la supresión de la circulación de vehículos en la plaza de la columna Trajana y otros llevados a cabo. . sin reconocerlo como conjunto de tiendas. se procedió a la excavación de la parte este del hemiciclo de los mercados. llamando la atención de numerosos artistas y eruditos.142 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA La torre actual. como en el caso de los mercados. La apertura de la vía de los Foros Imperiales. que incluía también la torre de la Milicia. de la arquitectura del medioevo y del Renacimiento superpuesta. el monasterio de Sta. Se desmanteló completamente lo que quedaba del edificio del convento durante la demolición del barrio Alessandrino. como las excavaciones en la zona de la vía Alessandrina o el importante descubrimiento de los restos bajo la zona verde en la vía de los Foros Imperiales. La urgencia obligó a maquillar los monu- mentos descubiertos. Catalina fue expropiado y sus edificios ocupados como cuartel de infantería hasta 1911. el primer nivel del hemiciclo estaba enterrado. aunque la deficiente metodología de la época y la excesiva velocidad con la que se hizo la operación llevaron a desechar todos los testimonios materiales del tardo-imperio y también a prescindir. perviviendo hasta el siglo XIX. En muchos casos. En los años ochenta del siglo XX se presentó una ambiciosa propuesta de actuación en la zona de los Foros Imperiales. entre 1812 y 1828. dejandolos como si el perfecto acabado de las fábricas restauradas respondiera a la cara vista del original. En esta época se plantearon proyectos. Con la toma de Roma en el año 1870.(105) En el año 1911 se procedió al aislamiento de la torre. En el Renacimiento. con motivo de la visita de Hitler a Roma en 1933. durante las labores se realizaban restauraciones excesivas para resolver problemas estéticos de aspecto de la ruina. mientras que en el segundo nivel se mantenían los detalles y el orden arquitectóni- co. se realizó por procedimien- tos de urgencia desde 1924. de los que no quedaba rastro de los revestimientos originales. por voluntad del gobernador francés. Fue después de estos trabajos de des- monte cuando los arqueólogos Nibby y Canina identificaron en la estructura del hemiciclo una parte del Foro de Trajano. bajo la dirección de Corrado Ricci. entre 1924 y 1934. con casas construidas en gran parte sobre el Foro de Trajano. algunos todavía no realizados. sin una mínima documentación. según los grabados de la época. construida probablemente sobre otra torre más antigua.

ya desparecidas las letras de bronce.(109) Durante el siglo XX ha sido restaurado en diversas ocasiones.(107) se aisló y reconstruyó de forma esquemática con un solo arco. pero tras el asesinato de Geta por parte de su propio hermano en el año 211. en un ejemplo de respeto a las preexisten- cias. para conmemorar la victoria contra los judíos. En un principio la inscripción con letras de bronce incrustadas en el mármol del ático dejaba patente la dedicatoria del mismo a Septimio Severo y a sus hijos Caracalla y Geta. diferen- ciando la parte original de mármol pentelico de la reposición del resto del arco desaparecido en travertino. ROMA 143 Conservación de arcos de triunfo y columnas El arco del emperador Tito. por lo que es difícil definir con certeza su estructura original. Se construyó en el año 203 por orden del Senado de Roma como homenaje al emperador para conmemorar el décimo aniversario de su subida al trono. Es una construcción en mármol con un hueco central flanqueado por dos laterales de menores dimensiones. con lo que hoy en día. en la que se lee: “Senatus populusque Romanus divo Tito divi Vespasiani filio Augusto». editado en Roma en 1822. El arco fue encastillado por los Frangipani. se había levantado poco después del fallecimiento del emperador en el año 81 de nuestra era. .(108) Los historiadores del arte y la crítica moderna han convertido esta inter- vención. saqueados en su templo antes de la destrucción. reintegrando una estructura dañada de forma diferenciada para aproximarse al formato arquitectónico original sin mimetismos ni falsificaciones historicistas. así como la victoriosa campaña en Asia contra los partos. al que se accede mediante una pequeña escalera situada en uno de los laterales. Sus dos caras constan de cuatro columnas exentas de orden compuesto sobre altos plintos con un gran ático de coronación hueco. sin afectar a lo esencial de la obra. El arco del emperador Septimio Severo se encuentra en un extremo del Foro Republicano. Sobre este ático se disponía un enorme grupo escultórico de bronce que sólo conocemos por representaciones en monedas. situado en el Foro Republicano. puede verse labrada en el mármol la dedicatoria a Septimio y Caracalla solamente. Valadier escribió sobre aquella modélica restauración el trabajo Narrazione artística dell´operato finora nel ristauro dell´Arco di Tito. que que- dó integrado en la muralla de la fortificación de esta familia romana. donde solo se conservó el cuerpo central con sus columnas y la cartela del ático. Por iniciativa del cardenal Pacca. sobre la Vía Sacra a los pies de la colina Capitolina. la conquista de Jerusalén y la llegada a Roma de los símbolos sagrados del pueblo de Israel. junto con las contemporáneas del Coliseo. éste mandó retirar su nombre de todos los monumentos. Valadier en 1821. iniciado por Rafael Stern en 1818 y completado por G. propietarios durante la Edad Media también del arco de Constantino.

continuaron las excavaciones del arco de Septimio Severo. en homenaje a la victoria sobre el emperador Majencio en el puente Milvio. Cuando se bajó el nivel del terreno de los foros. Pocos años después se tapiaron los arcos laterales por ambas caras dejando como único acceso la gran abertura central. que había sido construido enteramente en mármol. que se incluyó en el perímetro de la fortificación de los Cimini. época en la que el nivel del terreno había subido hasta una cota que casi llegaba a cubrir los arcos laterales.144 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Originalmente el arco estaba atravesado por un paso peatonal. Lo mismo sucedió con la cara norte en el siglo XII. que había quedado cubierta prácticamente hasta el arranque del arco. cubierto de tierra. el tramo de escalones de acceso tuvo que ser prolongado. una parte importante del zócalo subterráneo de apoyo salió a la luz. el arco de Septimio Severo permaneció en estado de semirruina hasta el siglo XIX. bajo la dirección de Giacomo Boni. llegando a nuestros días como uno de los arcos romanos mejor conservados. eliminando añadidos y escombros del arco de Septimio Severo en 1803. limitando el tráfico rodado a las zonas perimetrales.(110) En una ilustración de 1594 se aprecia el arco transformado en fortificación con una torre y parte de las almenas de coronación. Fea inició una actuación que duró más de 30 años. para continuar con la excavación hasta alcanzar su basamento original. A partir de mediados del siglo XIX los trabajos de excavación del foro sufrieron una fuerte ralentización sobre todo por problemas de financiación. El arquitecto Giuseppe Valadier elaboró entonces un proyecto de acondicionamiento del arco y su entorno.(111) En 1815 Antonio Fea y Giovanni Angelini continuaron la labor iniciada unos años antes en el entorno del Tabularium llegando hasta el arco. tomó como actividad central de su mandato el devolver a los foros la dignidad que poco a poco habían ido perdiendo con el tiempo. no fueron retomados hasta 1898. Estos dos hechos decidieron en gran parte el destino del arco.(112) El arco de Constantino se levantó junto al Coliseo en Roma en el año 315. por lo que fue necesario cubrirla con planchas de mármol blanco para disimular el contraste con la estructura visible del arco. Formalmente repite el modelo del . nombrado comisario de los monumentos de la antigüedad en 1801. observándose todavía en los arcos laterales las huellas de la talla de los nuevos escalones en el travertino del basamento bajo el nivel del suelo. Al igual que muchos de los edificios del foro. Durante la Edad Media la cara sur del arco fue tomada como límite de la propiedad de la cer- cana iglesia de los Santos Sergio y Baco. cuando Carlo Fea. cuando. que emergió del suelo quedando despejado sobre un alto podio. que de otra forma se habría visto sumido en el abandono o la destrucción. consistente en construir dos muros paralelos a ambos lados del monumento con trazado semicircular rodeándolo perimetralmente. Como con- secuencia.

que lo incorporaron a sus propiedades en la zona de los foros y evitaron así su destrucción. el arco de Jano. puesto que la deca- dencia artística llevó a sus constructores a utilizar relieves narrativos. en la fase final de la evolución de su escultura. La cornisa del ático se encontraba muy deteriorada y a los guerreros dacios les faltaba la cabeza. si bien permanecieron edificaciones adosadas hasta el siglo XVIII. mientras que las figuras de guerreros que las coronan pertenecen al Foro de Tra- jano. que por inspiración de Dios. con tres huecos enmarcados por columnas corintias exentas. cuya estatuaria deriva hacia un estilo duro y expresionista en plena transición hacia el arte medieval. sobre la cloaca Máxi- . cerca de los antiguos muelles del Tíber. La leyenda del arco dice: “Al em- perador y césar Constantino. con la estética del siglo IV. Una excelente pintura de Canaletto del año 1742 muestra perfectamente su situación y estado de conservación. ya que se encontraban sobre la basílica Ulpia. También desaparecieron pronto las figuras de la cuádriga de bronce que coronaba el ático. Los bajorrelieves del friso superior. que diferencian al arco de otros similares. La limpieza del terreno y liberación del monumento se debe al Papa Pío VII. son de la época de Marco Aurelio. el afortunado. elementos decorativos y materiales reciclados de otros arcos y edificios anteriores. Las columnas exentas son de la época flavia. representando a dacios. liberándolo visualmente. el grande. Las alteraciones que sufrió du- rante siglos se debieron sobre todo a los niveles del terreno. Sin embargo. que lo dejaron semienterrado. la unidad aparente de estructura y decoración es ficticia. pertenecen al emperador Adriano. Los medallones de dos metros de diámetro. que en 1804 inició los trabajos de recuperación de los foros. Sólo las bandas decoradas sobre los arcos laterales y los zócalos son de época constantiniana. y en una nueva restauración de 1955 se reforzaron las columnas. el pío. ROMA 145 arco de Septimio Severo. Se había excavado el zócalo cerrando con tapias laterales la calle que lo cruzaba como entrada a los foros. liberó al estado del tirano y de sus partidarios. grandeza de espíritu y valor de su ejército. con un cruce de pasos en el interior cubierto por bóveda de arista.(113) En los siglos XIX y XX se despejó su entorno. Es uno de los últimos grandes monumentos del arte romano. Durante la Alta Edad Media el papado entregó el arco a la familia de los Frangipane. con ático y cartela conmemorativa y una altura total de 25 m. XVII y XVIII. así como Piranesi y Pronti en grabados del siglo XVIII. como se aprecia en los grabados y vistas de Roma de los siglos XVI. Cons- truido en mármol en el siglo IV. Sebastián Serlio lo reprodujo en su tratado de 1552. el Senado y el pueblo de Roma dedicaron este arco de triunfo”. a ambos lados de la cartela. retocando el rostro del emperador para destinarlo al nuevo uso. También en tiempos de Costantino se levantó en el Foro Boario un arco singular de cuatro caras.

En la Edad Media la estatua del emperador que coronaba la columna desapareció y en tiem- pos de Sixto V (1585-1590) fue reemplazada por la de San Pedro. de alrededor de 200 m. que con el tiempo perdió su revestimiento. como protector de la vida doméstica y de los negocios familiares. permaneciendo reducido a su nivel actual. sustituida por otra de San Pablo. es una de las obras más significativas del arte romano. correspondiendo en su punto más alto con 40 m a la cota original de los mercados. tan extendidas en los nichos del Re- nacimiento. La columna. estaba dedicado al dios Jano. divinidad etrusca con un profundo arraigo popular en Roma. Se identifica al escultor autor del programa iconográfico de la columna y arquitecto del foro con Apolodoro de Damasco. En la columna se puede ver una inscripción que indica que tenía como objetivo indicar la altura de la colina cortada para realizar el foro de Trajano. con el desarrollo en espiral del relieve. actualmente insertados en el arco de Constantino. que decoraban el ático de los pórticos y algunas de las cuales también fueron reutilizadas en dicho arco. Sobre el cuerpo del arco se elevaba un ático enorme para uso de fortificación. Cada hogar romano tenía un pequeño altar dedicado al dios. Sus sarcófagos o ce- nizas estarían situados en la base del monumento. ya que. sin columnas adosadas. Quiniro y Arcus. Los grabados de Piranesi y de los siglos XVII y XVIII lo muestran muy deteriorado y cubierto de vegetación. ciertamente la más grande personalidad conocida de la escultura romana y uno de los mayores artistas de todos los tiempos. muy distinto al resto de arcos conmemorativos de la urbe. con ritos sacerdotales secretos e iniciáticos donde se le conocía con los nombres de Jano. como se puede constatar por los trozos de fijaciones todavía existentes. A través de las numerosas ilustraciones que . que se representa con dos rostros y tenía un especial significado esotérico o misterioso. La gran columna de Trajano. tenía sus cuatro caras com- puestas con dos pisos de hornacinas. donde se le invocaba al iniciar la jornada. La visibi- lidad del relieve era mayor en la Antigüedad. en el centro de la pequeña plaza formada por la basílica y las bibliotecas. por un lado. antecedentes de las vieiras de nuestro plateresco. posiblemente distinto al de los niveles bajos. tras varias restauraciones. que representa las dos guerras contra los dacios llevadas a cabo por Trajano. En la primera mitad del siglo XIX se le suprimió el destruido ático. A partir de 1800 se desmoronó este cuerpo superior. así como las grandes estatuas de dacios. servía en origen de tumba del emperador y su mujer Plotina. igual que la existente en la columna de Marco Aurelio. la parte alta de la columna era visible desde la terraza de la basílica o las bibliotecas y por otro el relieve estaba pintado e incluso forradas con metal las armas de los personajes tallados. rematadas en semicúpulas de conchas.146 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA ma. También se le deben atribuir los relieves provenientes del Foro de Trajano. quedando reducido a los dos pisos in- feriores de hornacinas. El arco.

Trajano. desde entonces ha sido testigo de la evolución de este espacio urbano. En el siglo XVI se excavó su entorno para dejar visto el cuerpo del basamento. En los extremos del eje menor había dos palcos.(114) El acceso del gran número de espectadores al que daba cabida se resolvía con una red de galerías internas y corredores abovedados. dóricas en el piso inferior. jónicas en el intermedio y corintias en el tercero. en sustitución de otro ubicado en el campo de Marte. aunque integrada en el casco histórico medieval. uno al sur para el emperador. las luchas de gladiadores y demás espectáculos violentos tenían lugar en estructuras desmontables de madera. que había sido destruido por un in- cendio en el año 64. el Coliseo fue centro de atención de los sucesivos emperadores. hasta la época de Julio César. cónsules y vestales.000 espectadores. Fue el primer emperador de la dinastía de los Flavios. Se levantó sobre los restos de la Domus Aurea de Nerón. Los tres niveles de columnas. cruzados por escaleras. destacando solamente las obras promovidas . se completaron con el ático de semipilastras en orden compuesto. mientras que en el siglo XVIII se amplió su entorno despejándolo en una plaza semihundida. Las obras del Coliseo comenzaron hacia el año 70 continuándolas su hijo y sucesor Tito. Lo mismo podríamos decir de la columna Aureliana. enfermería y depósitos. situado sobre los foros. y el otro para el prafectus urbi y otros dignatarios. Vespasiano. también con el basamento semienterrado. Tito le añadió el último nivel así como los sótanos. la piazza Colonna. coronado por ménsulas. En el siglo XVI Sixto V la cristianizó colocando la figura de San Pablo con motivo de su coronación. Bajo la arena se encontraban una serie de cámaras subterráneas que servían de almacén. que lo inauguró oficialmente en el año 80 con una celebración que se prolongó durante 100 días. Desde su apertura. Nerva. Antonino Pío y Alejandro Severo que llevaron a cabo restauraciones y mejoras de pequeña entidad. detrás del cual estaban las gradas de madera protegidas por una columnata destinada a las mujeres. y de su transformación arquitectónica. que permitían a través de los vomitorios el paso a más de 50. rodeado de casas del barrio Alejandrino. Usos y restauraciones del Coliseo El anfiteatro Flavio constituye el primer gran ejemplo de anfiteatro estable de Roma ya que. aunque las obras aún no habían rematado. dedicada al emperador Marco Aurelio y a sus campañas en Germania. cuando el resto de las grandes construcciones imperiales ya habían desaparecido. el que inició las obras del mayor anfiteatro construido en la historia de Roma. en que aparece milagrosamente en pie. Este enorme edificio de planta oval tenía un perímetro de 527 m y una altura de 57 m. ROMA 147 se conservan de este singular monumento podemos seguir su historia desde el Renacimiento. alrededor del año 82. La summa cavea es- taba separada de la ima cavea por un alto muro.

El Papa Pío V (1566-1572) se planteó la posibilidad de demolerlo para tener un acceso más fácil a sus mate- riales de construcción. La situación cambió definitivamente con el nombramiento del Papa Benedicto XIV. hasta que en el año 1312 pasó de nuevo a ser parte del patrimonio eclesiástico. si bien estos trabajos le sirvieron también para llevarse parte de las piezas arqueológicas y los sillares de mármol hallados durante la excavación. Dos nuevos terremotos en los años 801 y 847 no hicieron más que acentuar el deplorable estado en el que se encontraba el Coliseo. que en 1749 consagró el monumento como espacio sagrado en honor a los mártires cristianos.(115) La labor de este pontífice se vio apoyada en parte por Napoleón. quien a partir de 1780 promovió varios procesos de desescombro y res- tauración del Coliseo y su entorno. En el año 408 la ciudad de Roma sufrió un fuerte terremoto que. ocasionando el pro- gresivo abandono del edificio. A finales del siglo VI. muchos de los monumentos que la iglesia po- seía pasaron a familias nobles romanas. pero cambió de idea y decidió ensalzarlo como testimonio del martirio cristiano. provocando el derrumbe de una parte importante de los muros perimetrales. junto con otro más leve en el año 442. Este hecho no impidió que su sucesor Gregorio XIII (1572-1585) siguiera expolian- do sistemáticamente los sillares que aún quedaban. Cuando a finales del siglo XI el Papa Gregorio VII fue expulsado de Roma. . Ale- jandro VI (1492-1502) aprobó el empleo de sillares de los foros y del Coliseo. ya con una población muy reducida. Durante los tres siglos siguientes y tras sufrir dos importantes terremotos en 1231 y 1255.148 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA por este último. En el caso del Coliseo. el anfiteatro fue vendido en múltiples ocasiones entre diferentes familias nobles. Este estado de abandono se mantuvo durante toda la Edad Media con resultados ruinosos para los monumentos de la ciudad. caso del palacio Barberini y el puerto de Ripetta. Pese a esta ruina. el anfiteatro siguió utilizándose par- cialmente hasta la época de Teodorico. que en el año 217 restauró la columnata de la summa cavea. dañada por los efectos de un rayo. el Coliseo fue utilizado por la Iglesia como cantera para las dife- rentes construcciones y obras públicas. para la celebración de peleas de animales. causó daños en la estructura del Coliseo. la mayor parte de los monumentos antiguos de Roma pasaron a manos de la Iglesia. víctima fácil para un sistemático saqueo de materiales. ya que las luchas entre gladiadores habían sido prohibidas por el emperador Honorio. que los transformaron en residencias. los Frangipane lo convirtieron en una fortaleza. carente de medios para mantener el enorme legado de la época imperial. que se cerró definitivamente en el año 453. Con el desarrollo del cristianismo estas celebraciones sangrientas se redujeron al mínimo. A partir de este momento.

así como la instalación de una pequeña fábrica de nitratos dentro de la estructura de los graderíos. que tan gran importancia tuvo en el desarrollo urbanístico de la Roma del siglo XVI. con pequeños contrafuertes en cada uno de los niveles. En este caso se consolidó el muro exterior en su remate descar- nado. Al constante expolio de materiales a lo largo de los siglos. el pontífice pretendió dar un impulso a la industria lanera. se unió el deterioro causado por la ocupación con viviendas dentro de las galerías tanto en el interior como en el exterior del edificio. además de obligar a hacer inventario de las colecciones particulares. con gran cantidad de mendigos y desocupados. entonces abandonado. en 1802. amenazado por un inminente desplome. pero la muerte del pontífice. Casi al final de su vida encargó al arquitecto Domenico Fontana la elaboración de un proyecto que transformara el antiguo anfiteatro Flavio en una hilandería con los talleres en el nivel más bajo. Las obras de explanación del entorno del edificio fueron iniciadas. levantando un gran muro de ladrillo en el lado este. por lo que se expusieron al Papa Pío VII las graves consecuencias que podían tener para la dañada estructura del Coliseo. Como materiales de construcción empleó el ladrillo en la mayoría de los casos y travertino sólo cuando lo exigía una mayor garantía estructural. impidió el desarrollo del proyecto. en 1590. El mismo Papa promovió los primeros trabajos de restauración integral del edificio desarrollados en dos fases. que tendría su sede principal en el edificio del Coliseo. así como los trabajos de mejora de las calzadas que rodeaban al edificio para facilitar el transporte y el acceso de mercancías. junto con Palazzi y Camporezzi. los incendios y terremotos. Poco después. el mismo Pío VII.(116) La primera fase estuvo dirigida por Stern. con la preservación de éste y otros monumentos romanos. un importante primer paso para la conservación del patrimonio histórico romano. mientras que en los pisos superiores se alojarían las viviendas de los operarios. ROMA 149 Hay que destacar la labor del Papa Sixto V. Alrededor del año 1800 estas inapropiadas actividades continuaban desarro- llándose. centrando su trabajo en retirar la gran cantidad de tierra y escombros que cubrían buena parte del primer nivel y los muros exteriores del edificio. a la vez que se diferenciaba claramente la parte nueva de la original romana.(117) Su trabajo implicó un minucioso estudio de los sistemas de andamiaje y arriostramiento de los paramentos en los . tal como atestiguan las ilustraciones de mediados del siglo XVIII. elaboró un edicto en el que se prohibían expresamente las excavaciones y exportaciones de objetos artísticos sin el permiso del pontífice. Para solventarlo. En 1826. ya en época de León XII. con el añadido escalonado de varios arcos. una ciudad sumida en la pobreza. ordenándose el desmantelamiento de las viviendas y la industria. entre los años 1807 y 1826. el arquitecto neoclásico Giuseppe Valadier restauró el extremo del Coliseo más cercano al templo de Venus. Más tarde Stern justificaría el empleo del ladrillo como el medio perfecto para realizar la obra en poco tiempo y de forma económica.

se construyó un complejo sistema de cloacas anulares bajo el pavimento. cuyo inicio se retrasó hasta 1907. Como parte de estas actuaciones hay que mencionar el plan de creación del parque arqueológico. compuesta por cinco columnas y cuatro arcos. Originariamente. después del Coliseo de Roma y del anfiteatro Campano. reconstruyendo lo mínimo imprescindible. La Arena de Verona. Durante el siglo XX los trabajos de restauración y consolidación no han cesado. que nos dan idea de cómo era la fachada original.C. que se unirían mediante avenidas arboladas.. Es el tercer anfiteatro romano más grande. Su arena forma una elipse con un eje mayor interno de 75. salvo el parón obligado por los bombardeos sufridos durante la Segunda Gue- rra Mundial. al que asistió Napoleón. pero en el año 1117 un terremoto dejó en pie únicamente una hilera de arcos del lado noroeste del monumen- to. En este plan. donde se celebraban juegos y espectáculos (ludi) que podían ser seguidos por 30. Ya a finales del siglo estos trabajos se intensificaron debido en parte al incesante turismo que lo visita continuamente. Con el paso del tiempo. se contempla la creación de un gran espacio verde que vincule los monumentos ubicados en la parte meridional de la ciudad. mientras que las cámaras y galerías situadas bajo el pavimento no fueron abiertas hasta las excavaciones realizadas a principios del siglo XX. la Arena de Verona quedó reducida a una ruina. Para garantizar un adecuado desagüe. . restaurada en el Renacimiento El anfiteatro de Verona (La Arena) es uno de los monumentos romanos mejor conservados de Italia. Valadier tomó como premisa inicial el hacer evidente la actuación moderna. como el de 1805. pues era muy importante no cargar los ya muy debilitados muros. ya propuesto por ley en 1887. En este proyecto el Coliseo desempeñaba el papel de pieza articuladora entre las diferentes zonas. y a su reapertura al público como lugar de espectáculos. Ha sufrido numerosos cambios de uso. desde que en el Renacimiento la administración pública se hizo cargo de su man- tenimiento. Fue construido hacia el año 30 a. unas veces como lugar de ejecuciones públicas durante la Edad Media. duelos y otros espectáculos circenses.000 espectadores. también se usaba para celebrar torneos. construida en piedra veronesa. quedando demostrada la resistencia de su estructura tras sufrir varios terremotos. utilizada durante siglos como cantera para otros edificios. una solidez debida en parte a la profunda cimentación que le dieron los constructores. Desde 1980 el Coliseo es Patrimonio de la Humanidad. el recinto exterior era ovalado y tenía tres pisos de arcadas.150 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA diferentes momentos de la obra. Al igual que en la actuación de Stern. La arena venía utilizándose como lugar sagrado con varias capillas apropiadas para un vía crucis.68 m.

unas 700 personas. coincidiendo con un periodo de prosperidad económica. así como la arena. en el siglo XVIII. El anfiteatro de Nîmes fue construido al final del primer siglo de nuestra era. que fue invadida por una anárquica organización de casuchas y callejuelas. para las luchas de fieras y gladiadores. con cuarenta y cuatro gradas. a la que se añadieron unas torres y un paso de ronda. a las que se accedía por escaleras y galerías interiores que facilitaban la entrada y salida con rapidez y seguridad. llegando a ocuparlo. mientras las restauraciones continuaron durante la centuria siguiente. Hoy en día. las representaciones teatrales se hicieron habituales. es un modelo de armonía y equilibrio. La arquitectura. podía reunir a más de 24. cuando Verona estaba bajo la administración de la República de Venecia.000 personas. Con motivo de la inauguración del Canal de Suez. La prohibición de los combates de gladiadores en el siglo V provocó la transformación del edi- ficio en una fortaleza visigoda. se estrenó Aida de Verdi en el teatro de Ópera del Cairo en 1871 y hasta el año 1913 no se representaría en Italia. que permanecieron en semirruina varios siglos. vomitorios y palcos de auto- ridades. inspirada en el Coliseo de Roma.(120) En el año 1863 se celebraron allí las primeras . desalojándolo de habitantes y casas. práctica que se inició en 1913. que en 1843 restauró también otros edificios históricos de Nîmes. Se cerraron los arcos y se distribuyeron los locales. ROMA 151 Las primeras intervenciones que se hicieron. con un cierre exterior formado por dos pisos superpuestos de hileras de arcadas con una cornisa entre ellas. Desde el siglo XVIII. con 21 m de altura en la fachada.(119) En el siglo XIX. reconstruyéndose la cavea hasta dejarla en el estado que hoy conocemos. como todos los de su género.(118) Estas restauraciones no debieron afectar a la estructura exterior ni a las galerías. Durante la Edad Media el anfiteatro se reconvirtió en una zona habitada por la población. el anfiteatro de Verona es famoso por sus representaciones estivales de ópera. Nîmes es la que mejor ha con- servado su patrimonio clásico. Entre los arcos de medio punto hay pilastras adosadas al muro en la planta baja y columnas en la alta. la construcción fue restaurada eliminando los añadidos a la estructura original del monumento. como sistema decora- tivo. en la Arena de Verona. No es el más grande del mundo romano pero es sin duda el que tiene un mejor estado de conservación. Está construido en piedra y fue diseñado. para restaurar su uso como teatro y lugar de espectáculos. Su elipse de 133 m x 101 m. De la restauración se encargó el arquitecto Questel. El interior constaba de 34 gradas. El anfiteatro de Nîmes como coso taurino De las ciudades romanas fundadas en territorio de las Galias. se llevaron a cabo en el Renacimiento.

C. y con Augusto se transformó en un importante centro comercial conectado con el Mediterráneo mediante un canal que se construyó en el año 104 a. Ligeramente más grande que el coliseo de Nîmes. aunque impropia de un monumento de su talla histórica. convirtiéndose el edificio roma- no en uno de los cosos taurinos más importantes fuera de España. Conquistada por los celtas saluvios en 535 a.C. Por la amplitud de sus proporciones. Los romanos tomaron la ciudad en 123 a. Inicialmente.152 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA corridas de toros. su reconstrucción en piedra se inició en el año 16 a. con dos pisos de arquerías. el anfiteatro romano de Arlés está considerado como uno de los más famosos monumentos y el mayor anfiteatro romano de Francia. En esta época llegó a albergar 2 iglesias y 212 viviendas.500 m2.C. con una superficie de 11. le cambiaron el nombre por el de Arelate. cuando la Administración decidió demoler las casas. con las gradas inferiores pertenecientes al primer piso de arquerías. La capacidad para 25. bajo el nombre de Theline.(121) La restauración general se produjo estando Prospero Merimée al frente de los . en Arelate existió un anfiteatro de madera. ya que se construyó en el siglo II por Adriano. hasta que en 480 fue devastada por las invasiones visigodas. Los asientos reservados pertenecían a varias orga- nizaciones religiosas. Desde 1989 cuenta con una útil cubierta móvil. liberando sus corredores.. tomando como nombre Colonia “Iulia Paterna Arelatensium Sexta- norum”: la colonia juliana de Arlés de los soldados de la sexta legión. Arlés. La población se instaló en el interior del recinto. marcados en los bloques..C.C. Para este destino se recons- truyó la cavea. la ciudad dentro del anfiteatro Arlés fue fundada por los griegos en el siglo VI a. En la Edad Media los ciudadanos convirtieron el anfiteatro en una fortaleza añadiéndole to- rres y elevando muros de albañilería para cegar los arcos. una tradición que perdura hasta la actualidad. el de Arlés ocupa el vigésimo puesto dentro de los grandes anfiteatros del mundo romano. que no se derribaron hasta el año 1825. en el año 408. Así estuvo hasta comienzos del siglo XIX. Fue tallado en la roca de la parte alta de la ciudad y cimentado en una extensa plataforma sobre la que se eleva hasta los 21 m. la calidad de su arquitectura y su excepcional estado de conservación. se convirtió en capital de la Galia Transalpina. formándose una villa amurallada con forma ova- lada. La ciu- dad se estableció formalmente como una colonia de veteranos de la legión romana VI Ferrata que estaba radicada allí. de 60 arcos decorados con semicolumnas dóricas el inferior y corintias el superior.000 espectadores se consiguió con pequeños espacios de asiento (40 cm). incluyendo las sectas del dios romano Silvanus y la egipcia de Isis. midiendo 136 m x 107 m. Bajo Constantino III. aunque el edificio actual es posterior.. para restablecer el edificio tal como era en la antigüedad.

En 1981 fue declarado por la UNESCO Patrimonio de la Humanidad. Hoy se encuentra acondicionado para plaza de toros. el inferior que contaba con diez gradas es el que se ha conservado. hasta que en el 448 Teodoríco la incorporó al Reino Visigodo. uniéndose finalmente con los Vándalos que ocupaban la Bética. ha desaparecido casi en su totalidad. Parece ser que este zócalo se cubrió posteriormente con losas de mármol. igual que en Itálica. En la parte central de la arena se halla la fossa bestiario. siendo sus medidas totales 126 m x 103 m.000 personas. y gradas añadidas en la arena. En la balaustrada que corría sobre el basamento había una decoración pictórica con temas referentes a los juegos. que se cubrá con un tablado de madera. Un elevado podium de sillería de granito coronado por un pretil mantenía a salvo a los espectadores del peligro de las fieras. según una inscripción que se repite hasta cuatro veces en las tribunas. que se convertirá en la capital de su reino. Así conoció Van Gohg cuando lo pintó en 1888. durante uno de estos festejos. Si . mientras la media cavea presenta un estado deplorable con gran parte de sus once gradas destruidas. ROMA 153 Monumentos de Francia. convirtiéndose en Monumento Nacional en 1840. según la tradición por la intercesión de Santa Eulalia. aunque tres de las torres se mantuvieron en el sitio.C. con una estructura me- tálica superpuesta para los asientos altos. Mérida fue una de las siete capitales de la España Visigoda. La cavea se distribuía en vertical en tres cuerpos. La cavea inferior arranca desde el podium con un pasillo desde donde ascienden una serie de scalae que dividen las gradas radialmente en elementos cuneiformes. En el 442 los suevos vuelven a ocupar Mérida. Ruinas reconstruidas del anfiteatro de Mérida El anfiteatro de Emérita Augusta fue inaugurado el año 8 a. Mérida fue un punto de enfrentamiento entre estos últimos y los suevos. que se fijaban a los sillares mediante grapas. sin llegar a saquear la ciudad. al estar exenta. entre 1841 a 1846. sur y oeste.. Las tribus de Alanos se esparcieron por la Lusitania en el año 409. El acceso desde el exterior se efectuaba a través de tres grandes puertas en sus lados norte. Parte del graderío está excavado sobre la ladera del cerro de San Albín. De su adaptación se encargó el arquitecto Questel. desde entonces hasta ahora. Recordando su pasado como recinto para lucha de fieras. después de haber asolado la ciudad. y aún peor se halla la summa cavea que. discípulo de Labrouste. con una arena que constituye una fosa elíptica de 64 m de largo por 41 de ancho. en las que desembocaban altas galerías escalonadas y abovedadas. para un aforo aproximado de quince mil espectadores. derrotados en el 429. la ciudad se ha labrado una profunda tradición taurina. en el año 1830 se organizó en su arena una primera corrida de toros y. con capacidad para 14.

estatuas y una fuente”. como el teatro. es un edificio semicircular. En 1867 se creó una Subcomisión de Monumentos específica para Mérida. obtener materiales para coleccionistas. con tres órdenes de gradas para presenciar los espectáculos.” (122) En el siglo XVIII España carecía aún de una arqueología científica y protección oficial de su patrimonio. que sufrió estragos irrecuperables. en 1848. que debió derribarse con explosivos. Esta precariedad se prolongó durante el siglo XIX. situado al extre- mo meridional de la ciudad. lo que hace suponer que el expolio definitivo fue posterior. enterrado y comple- tamente desaparecido.154 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA a ello añadimos la etapa musulmana y la reconquista de la ciudad. o el anfiteatro. al perder su función desde el mismo momento de la cristianización. publicado en 1806. aunque sucinta. se llevaría a cabo el primer inventario para un museo de los restos arqueológicos locales y se procedería a la realización de un montaje de los mismos . con la misión de velar por sus restos arqueológicos. Pero quien más fielmente recoge el estado real de nuestros monumentos en las primeras décadas del siglo XIX fue el arqueólogo e ilustrador Alexandre Laborde autor de Voyage pittoresque et historique en Es- pagne. arruinado. cuando dice: “El colosal Anfiteatro. El edificio se abandonó entrando progresivamente en estado de ruina. por figurarlo así las ruinas. Madoz da una imagen más realista. con la protección y los medios facilitados por Godoy. Tras la llegada a Mérida en 1907 de José Ramón Mélida. de la actual c. la Naumaquia casi no descubre en el día más que su figura oval. siendo éste el motivo de la des- aparición de la summa cavea. en la base de los frontis hay dos puertas ecuestres que conducen a su interior. “… se ven los res- tos del famoso anfiteatro al E. (ciudad). estaban derrum- bados después de haber sido volados con explosivos para aprovechar sus materiales. Las excavaciones que se emprendían tenían. no es difícil adivinar cual fue el destino de las grandes obras romanas. como objetivo fundamental. Las gradas conservadas se utilizaron como material de construcción durante siglos. De aquella fecha es su grabado de las ruinas del anfiteatro de Mérida. que el edificio era una inmensa ruina. Sin embargo. no parece el relato de una ruina. Sabemos por Forner que en el siglo XVIII se describe el graderío del anfiteatro en su totalidad. de sillería. cuando aún no había inventarios ni estudios. su largo se reputa de 400 pies. con la misión de redactar el Catálogo Monumental y Artístico de la Provincia. y no lejos de sus ruinosos muros. La descripción del anfiteatro en 1889. que en su día sostuvieron la summa cavea. Consérvanse cinco puer- tas por donde entraban los caballeros. donde existe una galería de bóveda. en la que los descarnados bloques de hormigón. elocuente visión de lo que no se adivinaba en las descripciones románticas. aposentos. cuyo edificio llaman los naturales Siete Sillas. y se llama vulgarmente Baño de los romanos. por Emilio Valverde y Álvarez.

30 m de alto coronado por una balaustrada y revestido de mármol cercando la arena. tratándose de un emperador hijo de hispanos de Itálica. mediante gatos hidráulicos. donde se descubrieron las celdas de los gladiadores y de las fieras. Tiene unas medidas to- tales de 156 m x 134 m. De este muro existían algunos fragmentos que sirvieron de modelo para restaurar todo el recinto. valorando los grandes conjuntos arqueológicos existentes en la época: teatro. tallado en la roca del suelo. Algunos calcu- lan su aforo en veinticinco mil espectadores. con excavaciones y reconstrucciones en el graderío y en los accesos. La voladura del anfiteatro de Itálica El anfiteatro de Itálica es uno de los mayores anfiteatros del mundo romano. algo desmesurado si tenemos en cuenta que a la ciudad romana se le suponen unos ocho mil habitantes. Se conservan dos salas en el graderío que tal vez tengan que ver con las tribunas presidenciales. muy probablemente Adriano. pero hay que intuir que su constructor. . Se reparó y forró con granito y ladrillo partes de la estructura. José Ramón Mélida en las excavaciones que llevó a cabo en Mérida utilizó el trabajo de campo y la catalogación sistemática como herramientas imprescindibles de la arqueología. el superior había desaparecido comple- tamente. mientras que la separación de la arena se hacía con un alto parapeto de sillares labra- dos. siendo las de la arena 71 m x 49 m. en las que se continua- ron las obras iniciadas anteriormente por Mélida. anfiteatro. En vertical. aunque desaparecido.(125) Lo más destacado fue la reposición en su lugar original de las grandes masas de hormigón caídas. Tras el paréntesis de la Guerra Civil. ROMA 155 en la iglesia de Santa Clara. estudiando las cuatro inscripciones encontradas dedicadas al emperador. por su forma irregular y la incomunicación con el edificio. el graderío se distribuía en los tres sectores habituales. que permitieron datar la construcción del anfiteatro. Tenía un podium de 2.(124) La excavación del foso de la arena. 1952 y 1957 se llevaron a cabo diversas campañas de restauración por la Dirección General de Bellas Artes. el inferior disponía de ocho gradas divididas por un pasillo en dos grupos desiguales. De los tres graderíos que la formaban. pensase más en el engrandecimiento de la urbe que en su tempra- na decadencia. así como los arcos de los accesos. consolidándose los corredores abovedados que sopor- taban la cavea. es muy posible que dispusiera de un pórtico columnado. el intermedio contaba con once y el superior. 1950. Le seguía un corredor y a éste un graderío con dieciséis cuneis separados radialmente por las escaleras de acceso. mitreo y necrópolis. en 1948.(123) Entre otras obras emprendió la excavación del anfiteatro en 1921. siempre hizo sospechar que esta parte nunca debió terminarse.

ya que en 1711 se ordenó demolerlo para obtener materiales que sirvieran en la construcción de un dique en el Guadalquivir.156 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA la una en un extremo del eje menor. . El artista inglés David Roberts. Itálica creció enormemente durante el gobierno de Adriano. estaban más interesados en rebuscar piezas de valor arqueológico. Itálica cayó en la ruina quedando olvidada y cubierta materialmente de escombros. El anfiteatro quedó destrozado tras voladuras y derrumbes de sus masas de hormigón. una nova urbs. siendo precisamente el anfiteatro la huella más visible del pasado romano. barrenas y pólvora. dotada con insta- laciones de ingeniería de agua y saneamiento. aunque un subsuelo de arcillas expansivas siempre amenazó la estabilidad de la ciudad. durante el reinado de Carlos III. igual que los ingleses. A cada extremo del eje menor se abre una puerta con arco rebajado. situadas a ras de suelo. aunque los franceses. realiza- da años después por Charles Clifford. pero su misma solidez estorbó que se llevase a cabo tan ruín determinación”. y la otra en un extremo del eje mayor con decoración de mosaicos y mármoles. En el centro de la arena. equipamientos públicos. cuando ya todo el revestimiento había desaparecido para construir edificios en Sevilla. que no podían eludir aquellas ruinas. que ocuparon las estancias abovedadas de sus corre- dores. eruditos y estudiosos de larga nómina. como escribe Manuel Martí: “… se mandó demoler el Anfiteatro de Itálica. abovedada y rectangular. de la que se conservan los pilares de ladrillo que sostenían el entarimado de vigas de madera. Al punto. La decadencia económica y demográfica daría paso en la Alta Edad Media al creci- miento de Híspalis (Sevilla). aunque con anterioridad el padre Enrique Flo- rez publicó los planos y la perspectiva del anfiteatro en el Tomo XII de España Sagrada. cristianizada de antiguo. al permanecer parcialmente siempre a la vista. Los siglos XVII y XVIII son los de los viajeros extranjeros. amplias calzadas y un trazado reticular. Sobre los restos de hormigón pronto se instalarían mendigos. se le acometió con picos. El objeto de la destrucción no era otro que una obra civil. La profunda romanización de la región. hasta que en el siglo XVI sus restos empe- zaron a conocerse. porque sus despojos y piedras sirvieran a la obra proyectada. como recoge la más antigua fotografía conservada del monumento. dibujó el anfiteatro en 1835. ocurrió todo lo contrario. entró en conflicto con el poder visigodo durante el siglo VII. entre los años 1825 y 1827. se halla la fossa bestiario a la que se llegaba por una galería abovedada con claraboyas. que viajó también a Egipto. José Bonaparte se interesó e incluso financió las excavaciones del anfiteatro y de la ciudad. Si su conocimiento debería haber servido para recuperarlo del silencio. artistas.(126) La Ilustración supuso el inicio de las excavaciones de Itálica. que permanecía en su mayor integridad y hermosura.

Las duras críticas suscitadas de tamaño abandono obligaron a las autoridades a proteger el anfiteatro y a iniciar campañas arqueológicas hacia 1856. A. Estos son algunos casos singulares y significativos. lo convierten en un caso paradigmático de la adaptación a las preexistencias en la formación de la ciudad medieval. y excavando los cimientos de las estruc- turas sustentantes de la summa cavea. toda ella desaparecida. aunque inicialmente estuviesen construidos en los bordes de las ciudades romanas. ROMA 157 la carretera de Extremadura. dejando testimonio de aquella preexistencia romana en los actuales cascos históricos. vaciándose de escombros las galerías y abriendo el foso de la arena. .(127) Las restauraciones emprendidas en el anfiteatro en 1886 las dirigió Francisco Caballero Infan- te y José Gestoso. con distinto grado de invasión urbana. Anfiteatros invadidos por la ciudad La gran cantidad de anfiteatros romanos que ha llegado a nuestros días es consecuencia de la popularidad de sus espectáculos entre la sociedad romana. en unas ruinas que fueron declaradas Monumento Nacional en 1912. El abandono que sufrieron en la Edad Media los convirtió en ruinas y en canteras de piedra labrada. del que se ha escrito que actuó de un modo práctico y científico durante décadas.. como escribe Francisco Reyes en 1918.ANFITEATRO DE LUCCA.. o simplemente cubiertos de escombros y olvidados durante siglos. otros extrayendo la piedra que con bestias acarreaban”. la ciudad se construyó sobre ellos y. que se convirtió en una plaza pública cerrada. Las campañas se sucedieron durante el siglo XX recomponiendo la cavea baja. Su tamaño ha impedido que se perdieran como espacios urbanos. en muchos casos. dejando completamente libre el espacio de la arena. a raíz de una torrencial escorrentía de tierras de labor cercanas que anegaron el monumento llegando a cubrir algunas zonas con más de un metro de fango. En 1971 se hizo cargo de las restauraciones el arquitecto Rafael Manzano Martos durante cinco años.más de cien hombres trabajando unos con picos. otros dando barreno. restaurado en el siglo XIX. De forma consciente o no. El anfiteatro de Lucca es el ejemplo más perfecto de una transformación urbana total en este tipo de grandes construcciones romanas. siendo aprovechados para otros usos como sólidas estructuras que eran. “. así como en uno de los más singulares y bellos espacios urbanos de la Europa medieval. que no renunciaba a construirlos en cualquier ciudad del Imperio. La perfecta adaptación de las casas a los sectores del graderio. se adaptó a su forma ovalada. a cuyo frente se encon- traba Demetrio de los Ríos.(128) En 1915 se hizo cargo de las obras de restauración del anfiteatro Rodrigo Amador de los Ríos.

interviniendo en su financiación el insigne ciudadano Quinto Vibio. para otras construcciones. famosa por su producción vinícola. según una inscripción descubierta en 1810.(130) C. invadiéndose en su totalidad. La fundación romana de Florentia. En 150 a. El coliseo quedó arruinado durante las invasiones bárbaras. restaurándose bajo la dirección del arquitecto Lorenzo Nottolini las fachadas del perímetro ovalado interior de la impresionante plaza del mercado. Las edificaciones que se construyeron sobre la antigua arena fueron derribadas en el siglo XIX. estaba compuesto exteriormente por dos alturas con cincuenta y cinco arcos apoyados en pilares. responde a un campamento militar. entre 1830 y 1839. que es cruzado por dos viales. se construyó el teatro y entre 130 y 124 a. Antes de la fundación de esta colonia romana. el anfiteatro. llegando a fortificarse. la forma de su perímetro se ha man- tenido en las fachadas del barrio. con capacidad para 20.. como ocurrió en Lucca.. durante la Edad Media. de la cercana Carrara. quien aportó cien mil sextercios para la obra. que se encuentra ente- rrado hoy aproximadamente a tres metros bajo el pavimento. Sin embargo... cerca del convento de la Santa Croce. que entonces estaba ya incluido dentro del perímetro de la ciudad medieval. El anfiteatro. con una muralla torreada. Esta condición de ciudad fronteriza debió justificar su desarrollo en .ANFITEATRO DE FLORENCIA. donde parece haber desaparecido sin dejar rastro al ser ocupado por el caserío. no hay rastro alguno del anfiteatro. el área había sido habitada por comunidades de Ligures desde el período neolítico. las calles Bentaccorti y Delle Anguillara.158 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Este anfiteatro se construyó a mediados del siglo II. hasta finalmente abandonarse y expoliarse sus sillares de mármol.C. En los planos y vistas más antiguos de la ciudad. El estar situado fuera de la muralla se convirtió. cerca de la frontera con Francia. en un peligro para los ataques a la ciudad. como el de 1493 o el de Munster de 1550.(129) C. Los restos de esta estructura fueron transformados en viviendas con algunas dependencias utilizadas incluso como cárcel.C.000 espectadores. Era una enorme construcción ovalada de 113 m de largo.ANFITEATRO DE POLLENZO. coincidente con el centro histórico de la ciudad. Pollenzo es hoy una pequeña localidad del Piamonte. Después de permanecer arruinado se inició la colonización de casas aprovechando los restos murarios de su estructura y adaptán- dose las viviendas a la forma prefijada de muros y pilares. El elevado coste de los solares en el interior del espacio amurallado de la ciudad impidió la conservación del espacio de la arena para plaza pública. a los que siguieron otros pueblos como los Etruscos.

en la que el emperador Adriano construyó en el siglo II un teatro y un anfiteatro con capacidad para 20. cuando su importancia estratégica le permitió la construcción de un enorme anfiteatro romano. las ruinas de la cavea y la arena. quedando enterrado parcial- mente. como el monasterio de San Bernardo levantado en el siglo XVI sobre una parte importante de su cavea.. que hoy no se conservan. por lo que fue privado de los materiales más valiosos. La historia de la villa tiene momentos cruciales. como el enfrentamiento entre las tropas de Bruto y Marco Antonio. Estaba situado en la zona meridional de la ciudad romana. mostrando su desarrollo entre edificios que lo rodean completamente. primero se sembraron huertas y hoy es un espacio libre urbano. ha- biéndose ocupado completamente su cavea con edificaciones que mantuvieron durante siglos la forma original del recinto. convirtiéndose en una próspera ciudad romana. mientras en la arena. Entre 1904 y 1938 se sacó a la luz la construcción que se encontraba enterrada. D. LECCE Y ASÍS. Durante la Edad Media fue objeto de saqueos y expolio para la construcción de otros edificios. en la región de Apulia. El anfiteatro de la ciudad de Arezzo se construyó entre los siglos I y II.ANFITEATROS DE AREZZO. La estructura con dos alturas se realizó en piedra arenisca y revestimiento de mármol. . Su situación le proporcionó una destacada importancia comercial. Actualmente es posible identificar. que mandó encarcelar a la población. ovalado con un eje de 130 m y el otro de casi 100 m. Los trabajos de restauración comenzaron en 1950. ROMA 159 la época romana. aunque parcialmente. La fundación legendaria se remonta a antes de la Guerra de Troya. acondicionando los restos existentes en el antiguo monasterio para Museo Arqueológico. También abasteció de sillares a la construcción del seminario local en el siglo XVIII. conocida como la Florencia del Sur por la cantidad de monumentos que conserva. También en sus cercanías se enfrentó el ejército romano al visigodo Alarico. junto a uno de los baluartes de la muralla. Hoy el coliseo está restaurado parcialmente. mientras sus sótanos y pasillos abovedados originales del basamento del anfiteatro se convir- tieron con el tiempo en prácticas bodegas de particulares. La arena ocultaba su estruc- tura interior construida en piedra. siendo poblada por habitantes del Egeo. o cuando sus habitantes se sublevaron contra Tiberio. Lecce es una ciudad situada en el sur de Italia. con la forma ovalada clásica y el eje mayor de 120 m. El anfiteatro es hoy perfectamente reconocible como plaza central del casco histórico. Las construcciones se levantan con la forma radial del primitivo coliseo. Un grabado de 1801 reproduce derrumbadas parte de las bóvedas de hormigón de la cavea en el jar- dín del monasterio.000 espectadores. cuyas dimensiones eran de 102 m x 82 m.

C. se agrupan las edificaciones con la forma ovalada.(131) Del tercer piso. sobre todo. obra del siglo XII en la muralla medieval. Durante la Edad Media se transformó en zona fronteriza del ducado longobardo de Spoleto y después pasó a formar parte del Estado de la Iglesia. si bien los cada vez más frecuentes períodos de crisis política y económica llevaron a un progresivo deterioro del edificio. A pesar de las complicaciones técnicas y constructivas que implicaba el levantar un edificio de tan grandes dimensiones sin apoyarse en la forma natural del terreno como habían hecho tradicionalmente los griegos. junto a la puerta de Perlici.C. lo convierten en un punto decisivo para la defensa de Roma. absorbido por la población. En el 89 a. Entre los restos de la época romana. El teatro Marcelo aprovechado como residencia La construcción del teatro Marcelo fue iniciada bajo el mandato de César y posteriormente finalizado por Augusto entre los años 13 y 11 a.. construyendo viviendas en los sectores radiales de la cavea. Hoy en día. a orillas del Tiber y muy cer- ca de la Isla Tiberina. perfectamente reconocible y separado por un antiguo muro. Asís fue romanizado debido. que había fallecido pocos años antes. Para iniciar las obras. así como otros edificios sacros y privados. Es el más antiguo de los cerca de 200 edificios teatrales de la época romana y el único del que aún se conservan restos en Roma. el edificio tuvo que apoyarse sobre potentes basamentos que sirvieron para asentar el graderío.160 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Antiguo centro de la Umbría. que ocupó con sus casas la estructura del monumento. Al ubicarse sobre una superficie plana. a su cercanía a la Vía Flaminia Occidental en el 220 a. aunque se cree que podía ser también de pilares. que emplearon parte de los sillares de mármol en la construcción de viviendas particulares. en orden corintio.C. como se utilizó más tarde para la fachada del Coliseo. en honor a su hijo adoptivo Marcelo. hasta volver de nuevo a poder de la Iglesia. Para su construcción se empleó travertino de la cantera del Barco. . los romanos tenían un precedente cercano en el teatro de Pompeyo. In- cendiada y destruida por Federico Barbarroja en el 1154. César mandó destruir el templo de Pietas. Al igual que sucedió con el Coliseo. no queda ningún rastro. se convirtió en un importante municipio romano con el nombre de Mevania. destaca la huella de su anfiteatro. que además quedó dañado gravemente por el terremoto del año 408. el teatro Marcelo se convirtió en una cantera de material valioso y accesible para los saqueadores. lo que per- mitió agilizar notablemente la construcción del edificio. En la Edad Media. la posición estratégica del teatro. La fachada curva se formó con arcos enmarcados por semicolumnas de los tres órdenes superpuestos. que dejan en su centro el espacio ajardinado de la arena. en plena ciudad. El teatro se mantuvo en uso durante la época imperial. de manera que no tardó en utilizarse también como fortaleza de la ciudad. su dominio pasó por distintas manos.

que hasta entonces se habían concentrado en la reconstrucción y el saneamiento de las zonas más representativas del pasado imperial romano tales como los foros y el Coliseo. aunque bajo las casas todavía se conserva parte de la orchestra. que a partir del siglo XVIII será conocido como palacio Orsini. sumadas a los numerosos planos y vistas de la ciudad. proliferando pequeñas edificaciones anexas hasta dejar de ser un edificio aislado. junto con las realizadas por Serlio durante su estancia en Roma en el siglo XVI. Como consecuencia de la progresiva invasión. Entre ellos se pueden destacar los de Piranesi. El famoso grabador italiano lleva a cabo diferentes es- tudios del teatro de los que se obtienen ilustraciones ajustadas fielmente a la realidad. En la parte más alta de este volumen se abren pequeños huecos. gracias a la ac- tuación de los Savelli. A lo largo de este dilatado y progresivo período de ocupación. los Savelli. hacen de este edificio uno de los más dibujados de la historia de la arquitectura antigua. Numerosos grabados e ilustraciones son testigo del estado del edificio en estos tiempos. que se habían cegado para albergar las viviendas en los propios muros perimetrales del teatro. el nivel del terreno circundante fue aumentando de manera que la tierra llegó prácticamente al arranque de los arcos de medio punto del cuerpo inferior de la fachada. el edificio recuperó su altura original añadiendo en el lugar del último orden de columnas un cuerpo de ático con ventanas decoradas con columnas corintias. Cuando los Savelli abandonaron la ciudad.(132) En 1930 se iniciaron los trabajos de excavación y desescombro. familia de la nobleza romana. así como recreaciones del aspecto de ruina que el edificio mostraría si se prescindiera de los añadidos y actuaciones posteriores a la obra romana. para recuperar el nivel del terreno original. el palacio con los muros del teatro incorporados comenzó a ser ocupado por un incipiente caserío que se adueñó también de los niveles infe- riores del edificio. No fue hasta principios del siglo XX cuando el monumento recibe la atención requerida por parte de las autoridades. . en los siglos XVII y XVIII. así como uno de los primeros en ser fotografiados a mediados del XIX. así como la demoli- ción de las construcciones adosadas y la liberación de los vanos de las arquerías de fachada. ROMA 161 En el siglo XVI. con el desarrollo del plan para las zonas arqueológicas. De este período existen algunos grabados e ilustraciones que muestran como. el teatro perdió la mayor parte de su estructura interior así como multitud de elementos que hasta entonces decoraban la fachada. aprovecharon las ruinas del teatro como lugar ideal para establecer su residencia y encargaron al arquitecto Baldassare Peruzzi la construcción del palacio. Estas representaciones. El teatro sufrió entonces los mayores desperfectos. En 1926 se encargó a los arquitectos Alberto Calza Bini y Paolo Fidenzoni el proyecto de restauración del teatro y su entorno más inmediato. evo- cando posiblemente el orden original de aquella planta.

conocidos popularmente como “las siete sillas”. por ello la reconstrucción se hizo más sorprendente y espectacular. se desarrollaron afortunadas labores de rehabilitación que hacen posible la convivencia armonio- sa de edificaciones de naturaleza tan opuesta. los primeros trabajos de excavación se recogen en un grabado del siglo XVIII. cuando se inició la . de manera que la diferencia entre ambas partes se hace aún más patente. cuando se liberó la summa cavea de los escombros que la cubrían. abiertas hacia la orchestra. teniendo en cuenta que se trata de una anastilosis completa. con poquísimos grabados o ilustraciones de los restos.(134) El núcleo de hormigón de las partes estructurales del edificio se conservaba en pie. Si exceptuamos reformas emprendidas durante la época romana. su reconstrucción ha sido uno de los casos más destacados de excavación y recuperación arqueológica de ar- quitecturas antiguas desaparecidas previamente. excavando también la orchestra. en las que ya a finales del XX. hacia 1980. para consolidar la estabilidad de la fábrica preexistente. derribados y escombrados. al que denomina Coliseo. con la colaboración de Maximiliano Macías. En los muros de fábrica romana. Se desenterraron los muros de la estructura semicircular de la cavea. que habían sido deliberada- mente destruidos. mientras el resto de la construcción se supone enterrada bajo una ladera de tierra. así como los materiales del escenario. Hasta el siglo XX no se reinician las excavaciones bajo la dirección del arqueólogo José Ramón Mélida en 1910. La anastilosis del teatro romano de Mérida El teatro romano de Mérida siempre se ha considerado como uno de los más completos del arte romano. En el mismo dibujo recoge la columnata del templo de Diana y los restos del anfiteatro. Sólo sobresalían del terreno los muros entrecortados de la summa cavea. como la restauración a que fue sometido en el siglo IV. apreciándose los muros superiores del graderío. Los arquitectos restauradores decidieron conservar el cuerpo superior correspondiente al pa- lacio edificado por los Savelli. Hasta el siglo XX hay escasas noticias de su existencia. utilizando como material de construcción una variante de piedra de color gris con manchas blancas con la intención de distinguirlo claramente de la fábrica original romana. así como las viviendas consolidadas sobre la estructura de bóvedas de la cávea.(133) En esta parte de la fachada se alcanza un alto grado de precisión en la talla de los sillares para mostrar de manera evidente el aspecto que tuvo el edificio en sus orígenes. el arquitecto se limitó a limpiar y recolocar piezas originales.162 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Calza Bini creyó necesario reconstruir un tramo desaparecido del doble orden de columnas en la parte occidental del alzado murario. En 1567 el pintor Wyn- gaerde estuvo en Mérida y en unos apuntes a pluma dibujó la imagen más antigua conocida del teatro. sin embargo.

losas de granito. se repuso un nuevo pavimento en la orchestra y en el proscenio. condenado generalmente por la crítica actual. Esta intervención de Gómez Millán fue desde el principio polémica. de donde se había obtenido el material para la obra original. sólo en algunos casos. para las gradas se utilizó piedra artificial y. ROMA 163 primera campaña de restauración del escenario. bajo la dirección de José Menén- dez Pidal. levantado por Aurelio Gómez Millán. El peristilo del patio posterior también se restauró en 1934. continuándose los trabajos en los años setenta con José Menéndez Pidal. mediante una reintegración de estilo. Se acomete la reforma del muro exterior. cuan- do faltaron originales. no ha tenido prácticamente detractores. La reposición de piezas nuevas. Se trató incluso de evitar que se le asignaran subvenciones para ello. natural de Mérida y joven subdirector de su Museo Ar- queológico en aquellas fechas.(136) De nuevo se reemprenden los trabajos en 1962. La reconstrucción de teatro romano de Mérida. consolidando el hasta entonces entrecortado graderío. el intercolumnio de la parte inferior del frons scaenae. continuando su restauración por anas- tilosis. consideradas erró- neas por usar materiales y elementos de forma arbitraria. reha- ciendo de nuevo el proscenio. que acabaron en 1954. carente hasta entonces de losas de asiento. Incluso se han hecho referencias a la Carta de Venecia para justificar el incompleto escenario. con la incorporación de los arquitectos Cuadrado y Sancho Roda se completó la reconstrucción en 1979. interviniendo en las obras el escultor Juan de Ávalos. bajo la dirección del arquitecto Félix Hernández Gutiérrez. levantando y recompuesto parcialmente el frons scaenae. El mármol que hubo que reponer se consiguió en las canteras de Estremoz. También se restauró el graderío.(135) Reconstruir una ruina era un reto arriesgado y muy discutible. en principio. reconstruyéndose parcialmente el segundo piso de la escena con fustes nuevos para las columnas. justificada por los numerosos restos arqueo- lógicos encontrados in situ. se hizo donde fue preciso. utilizándose materiales nuevos como . que sería reconstruido en 1921 por el arqui- tecto Aurelio Gómez Millán. teniendo que sustituir para ello partes de las obras anteriores del pórtico. utilizando los elementos encontrados y reponiendo otros nuevos para completar. Surge entonces la idea de derribar las obras levantadas en el escenario por Aurelio Gómez. Se restauraron los vomitorios de la summa cavea. quien realizó una serie de réplicas de los originales. se reconstruyeron los muros del frons scaenae. Durante estas obras. Finalmen- te. la reposición de las estatuas en el frons scaenae fue encargada por Dionisio Hernández Gil al escultor Francisco López Hernández. Ya con la mitad del escenario reconstruido y sin graderío. se empezó a utilizar para espectácu- los teatrales en 1933. la orchestra y casi toda la cavea con un graderío nuevo de losas de piedra. que recuperó numerosos restos arqueológicos pertenecientes al teatro dispersos por la ciudad y alrededores. En los años cuarenta se inició una nueva fase de la restauración del teatro. pese a utilizarse un procedimiento de anastilosis. hasta que.

Es el final de la realización de un proyecto de restauración del patrimonio arqueológico.164 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA resinas sintéticas. casi total- mente camuflado bajo una vestimenta contemporánea. Este planteamiento. Grassi especificó que el objetivo de la rehabilitación no era construir un teatro romano sobre las ruinas antiguas sino que: “ En cuanto a los criterios que han guiado la intervención. primero la realidad material de la obra construida. luego lo que se ha definido como los elementos discursivos que le dan sentido y valor. a través del sistema de representación y en sistemas informados de decisión. en entornos democráticos maduros resulta inconcebible que los ciudadanos.(137) aunque es precisamente la legislación aplicada la respuesta democrática a sus críticas. teniendo nosotros plena capacidad para decidir sobre su uso y adaptación. Grassi. que obliga a restituir la construcción al estado anterior a la intervención. por sus planeamientos radicales. Copio textualmente un párrafo de Pau Rausell.(138) . considerando que la autenticidad histórica del objeto a proteger no se puede limitar a no falsear o modificar su as- pecto o naturaleza constructiva. aseguraba que sólo un veinte por ciento de la obra era original. El autor de la restauración. en primer lugar. se trataba. tan contestado como encrespado. siendo el resto consecuencia de adiciones y consolidaciones realizadas entre los años 30 y 1975. se ha justificado en el uso y transformaciones que se han hecho de las arquitecturas durante siglos. el uso que de ellos hacemos. como su historia y contenidos intelectuales y. por enfrentamientos políticos y por los resultados producidos sobre el monumento. mientras que los elementos decorativos fragmentarios se compaginaron con otros de nueva talla con material reconocible o piedra artificial. o arquitrabes de hormigón chapados de piedra sobre las columnas. Sentencia sobre el teatro romano de Sagunto El debate contemporáneo sobre el sentido y el concepto mismo de patrimonio plantea la va- loración de tres factores. experto en economía aplicada a la cultura y defensor de la intervención. de conservar. y también advierte que es una falacia pensar que el patrimonio es propiedad de las generaciones futuras. consolidar y poner en evidencia los restos auténticos. no puedan arbitrar sin cortapisas cómo reformar. finalmente. Algunos teóricos plantean que no sólo el contenido material justifica la legislación proteccionista. publicado en la prensa al respecto: “Así. y restituir (a partir de los estudios e hipótesis del equipo arqueológico) el espacio característico y único del teatro”. reinventar. antes y después de que el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valencia- na haya dictado una sentencia condenatoria. generar o incluso destruir sus elementos patrimoniales…”. aparentemente correcto. Con estos criterios y otros similares se ha justificado la restauración del teatro romano de Sagunto.

discutible. saqueados a lo largo del tiempo. ROMA 165 El teatro romano de Sagunto. Un estado que poco se modificó hasta nuestros días. El escenario estaba peor conservado y solamente era apreciable el espacio que ocupaba. frisos. considerando que la rehabilitación era una reconstrucción. Parece que se apreciaba una segunda fase constructiva en el teatro. iniciándose las obras en 1990. quedando aplanada la cota alta de la cavea. al final se convirtió en 1. ha escrito al respecto una justificación difícilmente casable con los resultados: “Una obra. cifrado en 180 millones de pesetas. ima cavea. con las gradas inferiores sustentadas sobre el corredor de circulación inferior y sobre las bóvedas radiales.50 m de ancho. realizado por los arquitectos Manuel Portaceli y Giorgio Grassi. debido al declive del terreno. la justicia declaró ilegal la actuación y ordenó su paralización. siendo ratificada la sentencia siete años más tarde por el Tribunal Supremo en 2000. los laterales y las gradas debían ser derribadas. Lo que restaba en pie del teatro aparece reflejado en los dibujos de Wyngaerde de 1563. con 55 m de largo y 6. En octubre se presentó un recurso de ilegalidad pidiendo la paralización de las obras. sin las preceptivas excavaciones arqueológicas. sobre el que estuvieron en su día los asientos de piedra. así como sobre todo el sistema de escaleras de acceso al público. No existía el escenario y la cavea sólo conser- vaba los muros y el escalonado de mortero apoyado en el terreno. Este cuerpo se apoyaba sobre una cimentación formada por bóvedas. por supuesto radical. El 30 de abril de 1993. pero necesaria en el plano ético por la manera . que bien pudieran pertenecer al siglo II. media cavea y sum- ma cavea. así como las dos basilicae que amplíaban el edificio escénico. Uno de los autores de la obra. que con el pretexto de necesidades defensivas derribó el pórtico superior. El presupuesto inicial del proyecto. A partir de la media cavea el teatro se apoya en la ladera. Todas las obras de nueva construcción en el es- cenario. Incluso se encontraron elementos de decoración en capiteles.000 millones. que mide 90 metros de diámetro.(139) Las obras de conservación las continuó Alejandro Ferrant. Una sentencia ejemplar para unos y que para los defensores de la obra es prácticamente imposible de cumplir. en la que se levantaría el segundo anillo del exterior de la cávea. pro- hibidas por la Ley del Patrimonio Histórico. basas y moldu- ras. Puntos delicados de la estructura romana fueron reforzados con hormigón y ladrillo en una actuación de consolidación más que de restauración por el arquitecto Jeroni Martorell. Las obras siguieron su curso durante cuatro años. basándo- se en que la actuación iba más allá de una conservación o rehabilitación. En abril de 1986 se presentó el proyecto para la Restauración y Rehabilitación del teatro ro- mano de Sagunto a la Generalitat Valenciana. Durante el siglo XIX las ruinas del teatro habían sido modificadas por un militar del Cuerpo de Ingenieros. presentaba la tradicional distri- bución de la cavea en tres órdenes. hasta dejar el teatro tal y como estaba antes de la intervención. destinada a los caballeros. sin dañar más aún al edificio. Portaceli.

20 m. que fueron previstos para soportar las frecuentes riadas violentas del valle de Gardon. En este mismo nivel nacen las pilas de arranque de la arquería segunda. en 1743 se amplió la calzada bajo la dirección de Henri Pitot. salvo el arco central de ambas arquerías que es mayor que los otros vecinos y mide 24. otrorgándole a aquél el necesario relieve al hacerlo legible y recuperado para la memoria colectiva. la inservible estructura empezó a ser utilizada como cantera de sillares labrados. poniendo en peligro la estabilidad de la estructura. sin emplear mortero. aunque la mayoría de la obra permaneció inalterada. El nivel de la inundación alcanzó la segunda grada en 1958 aunque el acueducto no se vio afectado. Los basamentos de las pilas están reforzados con enormes tajamares triangulares de diez metros de alto. sobre el primer nivel de arquerías.52 m de luz. todos con la misma luz de 19. a 20. Los dos primeros niveles se ordenan con arcos de medio punto. Durante la Alta Edad Media. Muchos de los bloques de piedra caliza tienen la numeración o inscripciones para identificar su localización prevista. El acueducto fue restaurado en varias ocasiones desde el siglo XVIII. reparte cada tres arcos entre cada pilar de los niveles inferiores.” (140) La ampliación del Pont du Gard El Pont Du Gard. donde se mantiene un ancho o intradós para los arcos de 6 m. con silla- res de hasta seis toneladas asentados a hueso y unidos con grapas de hierro. El puente. con una calzada de 10 m de an- cho.166 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA como pone en relación lo histórico y la intervención actual. está labrado con sillería horizontal. El acueducto hace actualmente las funciones de puente de paso.50 m sobre el nivel del río. está construido mediante arcos de una sola rosca que surgen de las impostas marcadas en los arranques de cada arco. y formado por la superposición de tres pisos de arcos. A mediados . 4. durante el siglo IV. Al finalizar el control imperial sobre el territorio francés. Se utilizaba sólo como puente de paso. El tercer nivel compuesto por arcos iguales pero de mucha menor luz. máximo acueducto romano de Francia y una de las mayores obras de la in- geniería romana. almoha- dillada e isodoma de gran calidad. La obra es del siglo I. discurre la conducción de agua. construida durante el gobierno de Claudio. cuando se convirtió en un reclamo turístico para viajeros y eruditos de los monumentos de la Antigüedad. Se ha creído que esta última arquería es fruto de un error de cálculo en la nivelación topográfica del trazado general de la traída. En la coronación de la construcción.8 m. el acueducto perdió su mantenimiento obstaculizándose el conducto con sedimentos que inutilizaron la obra. a 47. En 1702 los pilares fueron restaurados devol- viéndoles su grosor original. aunque para ello se hizo un paso que redujo el espesor de los sillares en los pilares del segundo nivel de arcos.50 m respecto a la cota del río.

donde sólo hay una hilera de arcos. Filtraciones y daños del acueducto de Segovia Hay noticias escritas del acueducto de Segovia en el siglo XIII. aislamiento de betún para evitar filtraciones y pérdidas de agua. ROMA 167 del siglo XIX. creando un museo y eliminando el tráfico por el puente. el canal fue sustituido por una conducción de madera hasta la época de los Reyes Católicos. que dan a entender que seguía abasteciendo de agua a la ciudad. Se le añadió un nuevo puente para calzada adosado a los arcos inferiores. un problema histórico en el acueducto: “Muchos de los canales que hasta aquí tenían eran de madera y de ellas podridas y gastadas. han acondicionado el entorno del acueducto. llegando finalmente la canalización hasta el Alcázar.(141) Fue declarado Patrimonio de la Humanidad en 1985. por lo cual se acordó que se hiciesen de piedra como dicho es”.(142) La parte más delicada del acueducto siempre fue el canal de conducción de agua. que ya en el siglo XV tenía serios problemas. no existen. con marcas de canteros y labra distinta de la romana. obras que por su coste e incidencia en el paisaje han sido duramente criticadas. tras reconquistar la villa. para las haber de asentar en la dicha puente con su betún fuerte hasta la poner en perfección”. cuando en 1484 se comisiona al prior del Parral para encargarse de las reparaciones necesarias. .(143) Las conducciones que se construyeron en tiempos de los Reyes Católicos distribuían el agua bajo las calles a casas y monasterios. y cada año se gastaban en ellas muchos dineros. sino sólo reponer sillares y dovelas. y non podían durar. volvió a restaurarlo Napoleón III. una con otra hembra y macho. abarcando la reconstrucción a otros seis arcos. ensanchando para ello estos arcos más bajos de forma mimética con la estructura romana. y mucha del agua se perdía. seguidos de otros cinco identificados como reformados. Más adelante hay otros tres arcos también reconstruidos. con una sola hilera. y non entraba a la dicha ciuda. como se cita en 1484: “Como estas obras eran las más prin- cipales. pero fuentes romanas que puedan servir para datarlo. salvo poco y que non podía abastecerla. Fernández Casado cree que tras esta obra no han vuelto a reconstruirse arcos enteros. En su lugar. se hubieron de partir para hacer en dos o más años. Durante la ocupación musulmana debieron destruirse los arcos del tramo final. utilizó sus sillares para obras en la muralla. las obras se realizaron entre 1843 y 1850 por los arquitectos Questel y Laisné. entonces Inspector de Monumentos Históricos de Francia. Estos arcos se encuentran en las primeras alineaciones del monumento. para hacer en la dicha puente ca- nales de piedra cárdena. juntadas y encajadas. En 1868 el acueducto fue nuevamente restaurado. por iniciativa de Merimée. Recientes intervenciones completadas en el año 2000. Aún son reconocibles tres arcos reconstruidos con forma apun- tada. ya que Alfonso VI. por cuanto el agua las podría y gastaba.

Durante el siglo XIX un nuevo enemigo amenazaba al acueducto. eliminó la tubería y los recrecidos del canal superior. como los citados en 1820. Las casas no se llegaron a derribar todas por la Guerra de la Independencia. para que no pierdan medio alguno de conseguir que se manifieste al público con toda su belleza. prác- ticamente desaparecido. Inicialmente contaba con canales cerámicos apoyados en la cornisa de piedra. La mera idea de convertir el acueducto en una estructura rigidizada sellando las uniones internas es contraria al sistema estructural isostático que ha mantenido en pie el monumento durante siglos. que no sólo se apoyaban en los arcos y pilares. incluso otro de ellos estaba en la zona de doble altura. siendo necesario recrecer los muretes laterales en 1925. Los viajeros que visitaron Segovia desde el siglo XVI al XIX se admiraban del sistema constructi- vo sin argamasa de los pilares y arcos. En el siglo XV. En 1806 se inició el derribo de las casas adosadas. para lo que utilizaban tuberías adosadas a los pilares. con la participación de Aurelio Ramírez y el ingeniero Fernández Casado. cuando se men- ciona que había cuatro arcos tabicados con mampostería por encontrarse ruinosos. por una tubería de conducción de hierro. Sobre este canal anterior se instaló otro. produjo un grave accidente que obligó al Rey a encargar una inspeccion del monumento. atrayendo la admiración de nacionales y ex- tranjeros”. colocando encima otra conducción de granito. . por degradación de la roca de apoyo. Problemas de asiento de los pilares se detectaron a mediados del siglo XX. que afectan a los canales y a los desarenadores de decantación. haciendo necesa- rias actuaciones destinadas a recalzar y evitar el hundimiento de varias pilas. sino que extraían agua de la conducción de forma fraudulenta. en 1973. Las obras las acometió la Dirección General de Bellas Artes entre 1957 y 1958. En 1801 el regidor de la ciudad había iniciado sin éxito un expediente de derribo de casas. Nuevas reformas y arregos se datan en 1614. al inutilizarse la conducción de agua. cerrados late- ralmente por sendos muretes de mampuesto. El canal de conducción de agua es la parte más restaurada del acueducto a lo largo de los años. trazándose un area de respeto y prohibición para construir de cuarenta pies de distancia a cada lado de su recorrido.168 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA También se reparó la presa de Riofrío donde tomaba el agua la traida. ya que los recorridos de más alturas de arcos eran los menos afectados. Más tarde. pero en 1806 la estrechez para el paso de carruajes entre los arcos por la aglo- meración de casas. aunque cuando se hizo la restauración de 1993 no se encontró demasiada huella de este relleno. se rellenó este canal. el arquitecto Arenillas. A las obras de ese año se debe la sustitución de los canales abiertos al aire.. Esta invasión parasitaria originó daños. las casas que lo rodeaban. Ya entonces se argumenta la conservación del acueducto por ser: “. uno de los más preciosos monumentos de la antigüedad. que duraría hasta el siglo XIX. Se ha criticado de esta intervención el uso de lechadas de cemento en inyecciones verticales para relleno y cohesión del interior de la estructura.

Junto con Pompeya también desaparecieron las ciudades de Herculano y Stabias. . restos vegetales y. La exhumación de Pompeya La ciudad de Pompeya. por lo tanto. Al mismo tiempo es previsible que haya más nivel de microorganismos. ROMA 169 Noticias alarmantes sobre la conservación del monumento obligaron en 1993 a la Dirección General de Patrimonio de la Junta de Castilla-León a realizar una planificación de actuaciones en el acueducto. fundada hacia el año 600 a. Se levantaron andamios que permitieran una observación minuciosa y cercana de los sillares. una organización in- ternacional sin ánimo de lucro que trata de llamar la atención sobre la posible desaparición de monumentos históricos. Pero ha pasado a la Historia por dos desgracias sucesivas. sobre un granito de baja calidad y grano grueso. Su importante puerto era escala obligada para viajar por el Mediterráneo. Los resultados demostraron que se había deteriorado más el acue- ducto en los últimos cien años que en toda su larga historia.000 habitan- tes. elaborando un listado que en el año 2006 incluía monumentos en peli- gro de 55 países. elementos vegetales. La presencia del acueducto en esta lista de obras de arte amenazadas posiblemente permita tener más posibilidades de acceder a líneas de ayudas o a subvenciones para acometer futuras restauraciones y tareas de mantenimiento o conservación que la construcción romana precisa. Por otro lado. realizadas por Clifford (1853) o Laurent (1865). tienen una superficie más rugosa. que la destruyeron en el siglo I d.. Y el material de arrastre del agua y el aire. un terremoto en el año 62 y la erupción del Vesubio.C. cañas. etc. permite que dentro haya nidos de aves. para frenar los daños producidos por vibraciónes y contaminación. muy abiertas en algunos casos. puesto que los rayos ultravioletas no inciden directamente en las mismas. era lugar de residencia de familias acau- daladas. C. Como primera medida se exigía al Ayuntamiento de Segovia que se cortara el tráfico bajo los arcos. El informe del estado del interior de las pilas. se hicieron levantamientos fotogramétricos y se realizó una inspección visual detenida. precisamente.” (144) Esta situación de permanente restauración y mantenimiento en que está sumido el acueducto ha propiciado que se lo incluya en el Fondo Mundial de Monumentos. Entre los efectos más dañinos se han detectado microorganismos. con el estado actual. donde se construyeron villas y quintas hasta alcanzar una población de 20. analizadas con un endoscopio decía: “Se puede observar que el interior está incluso más deteriorado que el exterior debido. trozos de madera. que advirtió de sillares rotos y piezas en peligro de desprendimiento. con prioridad destacada para aquellos situados en zonas de conflictos bélicos. en el crudo invierno segoviano. a que las caras de los sillares no están sometidas a lavado y. sobre todo el efecto demoledor del agua congelada. que la arrasó ocultándola durante siglos bajo cenizas y lava. el tamaño de las juntas. comparando las alteraciones existentes entre las primeras fotos del siglo XIX. en el año 79..

las obras del foro y la construcción del templo de Isis.170 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA El 5 de febrero del año 62. cuando en 1711 el príncipe d’Elboeuf dio casualmente con las ruinas de la ciudad sacando de ella varias estatuas perfectamente conservadas para obsequiar a nobles influyentes. teatros. una explosión piroclástica arrasó lo que quedaba en pie. un enorme mercado cubierto. debida a la lluvia de cenizas húmedas que acompañó a la erupción. Roma abandonó a su suerte la ciudad enterrada. sin preocuparse por recuperarla tras la des- trucción. tiendas y casas particulares. Estos edificios. todo cambió en 1860 cuando Fiorelli se hizo cargo de las excavaciones. hasta 1748 no comen- zaron las excavaciones. termas.(146) Afortunadamente. termas. Pompeya sufrió un fuerte seísmo que causó graves daños estruc- turales a casas y monumentos. El proceso de reparación y de reconstrucción fue lento y largo. así como de objetos y piezas arqueológicas. Domenico Fontana excavó un canal subterráneo a través de Pompeya. Habían sido afectados el abastecimiento de agua a la ciudad. Las treinta mejores casas de Pompeya serían excavadas a partir de 1826. sólo las gran- des estructuras urbanas como el anfiteatro y el Palestra asomaban sobre la tierra y las cenizas. en cuyas ruinas se encontraban los restos de más de 2000 víctimas.(145) Tanto el interés del hallazgo como las críticas a la gestión de la excavación indujeron al rey de Nápoles Carlos de Borbón. a la fundación de la Real Academia Herculanense con el deber de vigilar la excavación. casas de pequeñas dimensiones y villas ostentosas. sepultándolo todo. sin que se hiciera ninguna inves- tigación en el área. estudiar los hallazgos y publicar los resultados. fuentes. Después de más de 1500 años en que Pompeya permaneció enterrada. quedando bajo los escombros durante quince siglos. El escritor Plinio el Joven relató aquellos dramáticos acontecimientos. sólo con ánimo de lucro. que cesó el 25 de agosto. desenterrando la ciudad y poniéndose al descubierto sus calles rectas con cruces perpendicu- lares. sirviendo para estudiar y conocer en profundidad sus ceremonias. Una lluvia de polvo siguió a esta oleada de fuego. hasta que en 1594 se localizaron los restos sin que se iniciara excavación alguna. El ingeniero Rocco Gioacchino de Alcubiere fue quien en 1748 se encargó de excavar buscando estatuas antiguas como objetivo principal. El templo de Isis. abrasando a los habitantes que no habían abandonado la ciudad. deidad egipcia con un culto muy extendido en Roma. apareció con gran cantidad de ofrendas. en los que falleció su tío Plinio el Viejo. En 1750 se construyó el Museo Ercolanense en el palacio Caramánico de Porci. Desde aquella fecha hasta 1600. La extraordinaria conservación de la ciudad. A partir de ese momento se iniciaron excavaciones sin ningún tipo de orden. Cuando se produjo de erupción del Vesubio. En el siglo XVIII comienza la segunda historia de la ciudad de Pompeya. una nube de ce- niza cayó sobre la población. En una segunda oleada. futuro Carlos III de España. permitió encontrar las ruinas de muchos edi- ficios públicos como templos. junto con los objetos de las . Fue entonces cuando se rellenaron con yeso los vacíos dejados en la lava por los cuerpos.

donde dirigió las excavaciones hasta 1961. Las autoridades del museo decidieron exponer la bomba como recuerdo de la tragedia de aquel verano de 1943.(147) Maiuri. La casa de las Venus. Además de edificios de viviendas y monumentos públicos se encontraron numerosas tiendas. con las habitaciones rodeando un atrio porticado y abierto. Excavó diversas viviendas. Solamente encontraron la casa de Polibio en este período. Unos 150 proyectiles procedentes de aviones norteamericanos y británicos estuvieron a punto de aniquilar la ciudad excavada. Alfonso De Franciscis sucedió a Maiuri al frente de las excavaciones en 1964. son un valioso documento de la vida en una ciudad romana del siglo I. En 1984 Baldassare Conticello comenzó una restauración extensa y sistemática de edificios. la aviación aliada bombardeó el yacimiento arqueológico de Pompeya. con tabernas y negocios de todo tipo. Pero lo que el Vesubio generó para la Historia del Arte. La arqui- tectura residencial de cierto rango estaba compuesta por edificios volcados hacia la intimidad del interior. En el verano de 1943. desenterró los muros de la Pompeya y encontró una gran necrópolis a lo largo del costado meridional. La situación del yacimiento ha incorporado las huellas de estos destrozos como si fuesen parte de la misma erupción. continuando bajo el subsuelo para encontrar los orígenes de la ciudad. al proponer cronologías para los restos encontrados de pintura pompeyana. que obligó a cerrar el recinto como medida de seguridad. continuó las labores de reconstrucción desde 1994. del urbanismo y. el fuego aliado causó daños irre- parables que han sido ocultados por motivos políticos y como parte de la campaña de lavado de imagen que los vencedores llevaron a cabo tras la II Guerra Mundial. En 1980 un terremoto causó daños en el conjunto arqueológico. Su trabajo ha sido considerado como revolucionario. atrio distribuidor. allí donde el trabajo de la excavación había concluido. adosadas a las casas. tablinum y posteriormente un jardín porticado. se convir- tió en 1926 en el principal arqueólogo de Pompeya. ordenadas linealmente con zaguán. caracteri- zándose su labor por reconstruir los edificios excavados. como el descubrimiento de un proyectil en la casa de Quirurgo.(148) Pero los efectos siguieron apareciendo en las excavaciones. que había trabajado en Grecia y en Rodas. ROMA 171 actividades cotidianas. el museo con frescos y objetos arqueológicos. que también se hizo cargo de las excavaciones de Herculano. quedaron destruidos. sobre todo. excavando bajo los niveles destruidos por el Vesubio. que debieron reparar los arqueólogos Fausto Zevi y Giuseppina Cerulli Irelli. a punto estuvo de llevárselo por de- lante la II Guerra Mundial. Lo más corriente eran las casas de una sola planta. Las construcciones y villas pompeyanas han permitido conocer con precisión las caracterís- ticas de la casa romana. Un nuevo arqueólogo. . de la pintura decorativa mural. así como varias figuras de habitantes calcinados vaciadas en yeso. arqueólogo napolitano. Pietro Giovanni Guzzo. Amadeo Maiuri.

en una reconstrucción por anastilosis. como la casa de la Nozze de Argento.C. al de tipo helenístico-itálico. La casa de Ceii se desenterró en 1915 y su atrium fue completamente reconstruido mimetizando elementos y materiales. de las 66 hectáreas que formaban el recinto romano. destinada a las autoridades. comedidas o excesivas. Tenía un pórtico detrás del escenario para descanso del público. Los excesos más llamativos los encontramos en la reconstrucción de todo tipo de peristilos en los patios y la restauración de los atrios. Grabados del siglo XIX muestran el teatro mayor tal y como debió encontrarse tras la excavación. conservaba parte del enlosado pétreo. para preservar esta parte impor- tante del pasado a las generaciones futuras. cerca del río Sarno. con la casa de Vettii. adquiriendo la estructuración definitiva del edificio escénico. y también en Murecine. como en los otros casos. solamente la ima cavea del teatro mayor. El teatro de Pompeya. caso del teatro . que hoy son visibles. igual que la villa Boscoreale. como ha ocurrido en muchos otros edificios romanos similares. Las otras 22 hectáreas se quedarán enterradas bajo la masa volcánica. con nuevos métodos y técnicas de documentación. colocando nuevas columnas. rehaciendo las rotas o fundiendo vigas y dinteles en hormigón. por ejemplo. parodoi cubiertos y por los dos parascenios o versurae.. apoyado en una ladera. en su forma canónica romana. han sido objeto de criterios dis- tintos. que tras el primer terremoto se transformó en cuartel para gladiadores. lógicamente. las excavaciones se han centrado fuera de la puerta Stabia. Su restauración no se ha convertido. en la que se completaron. siguiendo procesos de anastilosis. Excavaciones y restauraciones inacabables de sólo 44 hectáreas de ciudad. carac- terizado por la orchestra semicircular. avanzando el pulpitum y haciendo retroceder el frontal de la escena. Otras casas ya estaban re- construidas en exceso en 1914. antes completamente destruidos. los muros de mampostería. Tantos años de excavación y de reconstrucción. ha sido enteramente reconstruida.172 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA En estos últimos años. que no pueden evitar la crítica o el lamento de fallos y daños no previstos. metodologías y restauraciones diversas. La villa de los Misterios. famosa por sus excelentes murales. donde la arquitectura se ha sacrificado a favor de una protección salvadora de las pinturas. afortunadamente. Ambos teatros se excavaron entre las primeras construcciones. La mayoría de las casas y villas reconstruidas. de la segunda mitad del siglo II a. El teatro y el pequeño Odeón son dos edificios públicos que han conservado su estructura en buen estado. Para proteger los murales se optó por reconstruir los edificios. lo fueron a finales del siglo XIX y primeras décadas del XX. esto ocurrió. Del frons scaenae sólo se encontró el muro de mampuesto derruido parcialmente y desprovisto de elementos de- corativos. muestra el paso del teatro de tipo helenístico-oriental. encontrán- dose los muros desprovistos de recubrimiento y sin gradas. como la casa de Menandro o la del Sacerdus Amandus.(149) Algunos edificios fueron excavados y posteriormente reconstruidos para devolver a sus arrui- nados muros y columnas el aspecto original. antes de que Maiuri se hiciese cargo de las excavaciones. ripristinatta antes de 1902.

. sólo se conservaban las basas y los primeros tambores acanalados de las columnas. Barbacci. “Il restauro dei monumento in Italia”. Pág. “Arquitectura griega y romana”. con las lonas del velarium y la gran escalera central de acceso. 84. Pág. de asientos de piedra las tres partes tradicionales del graderío. del que se aprecia- ba una parte del muro de la cela. Las imágenes de finales del siglo XIX y las de mediados del siglo XX muestran una importante reconstrucción de todas estas construcciones. después de sufrir los efectos del terremoto del año 62. Las gradas actuales se han realizado en madera. reconstruyéndose en gran parte. J. sobre una estructura metálica apo- yada en el terreno. La cabecera para los magistrados estaba destruida cuan- do se desenterró en el siglo XIX. ocupado en su perímetro rectangular por templos y edificios públicos. . poco a poco. Solamente los podios y algunas columnas se volvieron a erigir. De la basílica. Los templos que rodeaban el Foro eran el de Apolo.. reconstruyéndose en el siglo XX. 85. Roma 1956. esta- ba siendo restaurado. “Il restauro dei monumento in Italia”. con arcos para sustentar la doble escalera exterior que daba acceso a la terraza alta del edificio y para reforzar las partes bajas del muro externo. Se ha encontrado en la misma Pompeya un fresco que representa el anfiteatro en perspectiva. Madrid 1985. hacia el año 70 a. en el peto de la arena y en la reparación de las gradas que se conservaban. 41.. aprovechando los restos de fustes de las co- lumnas dóricas y jónicas encontradas.C. es una construcción elíptica donde se emplearon bóvedas con arcos fajones para los pasillos internos y los vomitorios. “Études sur la Maison Carrée de Nimes”. 24. cuando el Vesubio arrasó la ciudad. para hacer más reconocibles los espacios urbanos y los grandes monumentos públicos de la ciudad. El pórtico de dos pisos que rodeaba al Foro también se levantó parcialmente. Alfredo. Milán 1898.S. Balty. El anfiteatro de Pompeya fue descubierto por Doménico Fontana en el siglo XVI. Robertson. que no afecta a los restos existentes de la cavea original. Bruselas 1960. la me- dia y la ima.. el de Isis y el de Júpiter. 83. excepto en el caso de Isis. con el acceso en uno de los lados menores que daba frente al Foro. siendo revestidas. L.C. Construido en el gobierno de Sila. la summa. que había sido construida en el año 150 a.. Roma 1956. Su recuperación se inició con las excavaciones del siglo XVIII. aunque no lo interpretó correctamente ni lo consideró de interés. Pág. Notas capítulo 4 81.C. 82. Las restaura- ciones se han centrado en sus muros y bóvedas. “Il Pantheon”. Beltrami. 206. Alfredo. al construir el canal subterráneo de agua. el más antiguo de Pompeya. D. El espacio del Foro. ROMA 173 de Mérida. Barbacci. La cavea en un principio fue simplemente de tierra. Quedó parcialmente visto y sufrió el saqueo de las losas y muros durante siglos. durante las luchas de gladiadores.

Pág. págs. La intervención de Giuseppe Valadier en el Foro Republicano desde 1811. Págs. 42. Roma 1964. 93. 253. redactando un programa de intervenciones para la Comisión de Monumentos Públicos y Obras Civiles. . Carlo. 14-16. Una vita per i monumenti e la cittá di Roma”. 97. Barbacci. Roma 1970. Roberto y Santangeli Valenzani. Alfredo. Bauer. 89. “Il restauro dei monumento in Italia”. Alfredo. Roma 1905. Roma 1956. “Teoria e storia del restauro”. 23. 87. Barbacci. “Il restauro dei monumento in Italia”. “Narrazione artística dell`operato finora nel ristauro dell`Arco di Tito”. Meneghini. Barbacci. Roma 1822. Roma 1956. Barbacci. 30. Roma 1956. Alfredo. Dijon 1984. Pág. Hülsen. 110. Pág. “Giuseppe Valadier”. Roma 1956. Alfredo. Rodolfo Lanciani. 44. Roma 1956. 95. “Teoria e storia del restauro”. “Il restauro dei monumento in Italia”. “Il restauro dei monumento in Italia”. Carlo. Riccardo. Pág.Storia e Monumento”. Alfredo. Ungaro. Pág. 32. págs. Barbacci. 103. 92. 90. entre ellas la restauración del Arco de Tito. Dijon 1984. Carlo. Pág. 116. 56 . 34. 41 y 98. Calogero Bellanca es el autor de la Tesis Doctoral “Antonio Munoz. 96. así como técnico de la Dirección General de Museos y Excava- ciones. En 1826 publicó. Riccardo “I Fori Imperiali Gli scavi del Comune di Roma (1991-2007)”. Alfredo. 107. Pág. desescombrando la ladera del Tabulariúm. Alfredo. Ceschi. 41. Ceschi. Dijon 1984. Ceschi. publicada en Roma 2003. Pág. Alfredo. (1877 – 1960). Roma 1970. 33. Christian. 101. Alfredo. 88. 98. 111. “Il restauro dei monumento in Italia”.174 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 86. Barbacci. También de la misma autora “Recualificación de los Mercados de Trajano en Roma” en Logia nº 19. 42. “Il restauro dei monumento in Italia”.69. 102. Roma 1956. se produjo tras su nombramiento como Director de Obras Públicas de Beneficen- cia.. Roma 1956. 111. Alfredo. Roma 1956. Barbacci. “Il Foro Romano . “Il restauro dei monumento in Italia”. “Le Forum Transitorium” en Histoire et Archeologie nº 82. Carlo. 106. Aymonino. “Les Marchés de Trajan” en Histoire et Archeologie nº 82. P. 94. “Le Forum d´Auguste” en Histoire et Archeologie nº 82. Marconi. 109. dependiente del Ministerio de Instrucción Pública entre los años 1887 y 1890. 105. Barbacci. Barbacci. “Il restauro dei monumento in Italia”. Pág. fue Secretario de la Comisión Arqueológica Comunal de Roma desde su fundación en 1872. Roma 2007. Alfredo. ingeniero y arqueológo. “Il restauro dei monumento in Italia”.74 – 85. 91. “Il restauro dei monumento in Italia”. Pág. 99. 108. Pág. Alfredo. Valadier. “Il restauro dei monumento in Italia”. “ La Raccolta delle piú insigni fabbriche di Roma antica e a sue adiecenza Misurata nouvamente e dichiarate dall Architetto Giuseppe Valadier illustrate con osservazioni antiquarie da Filippo Aurelio Visconti e incise da Vicenzo Feoli”. Roma 1956. “I Fori Imperiali gli scavi del Comune di Roma (1991-2007)”. 100. Roma 1970. Roma 1956. Valencia 1996. Pág. Págs. Barbacci. Meneghini. Barbacci. Lucrezia.. 104. Roberto y Santangeli Valenzani. 36. en colaboración con Tournon. pág. 119. Roma 2007. “Teoria e storia del restauro”. Pág. Barbacci. 26. Pág. Roma 1956. “Il restauro dei monumento in Italia”. G. Heinrich. Roma 1956.

125. 228 y 232. en Revue archéologique T. Roma 1970. Rivera Blanco. así como la restauración del anfiteatro en 1843. Valladolid 2001. 186. Madrid 1999. “Les masques du théatre de Marcelus” en Histoire et Archeologie nº 82. Madrid 1985.S. Rodríguez. Jesús Marín.. 124. 129. 116. “España Sagrada” Tomo XII. Robertson.97. “Teoria e storia del restauro”. En 1785 Rollin de Bancal levantó la cartografía de ocupación con viviendas de la Arena de Nimes. Pág. Rodrigo Amador de los Ríos editó en 1916 “Excavaciones en el Anfiteatro de Itálica”. 120. Lucca 1970. Desde entonces se encargaría de restaurar e intervenir en los antiguos monumentos de la ciudad. “El Anfiteatro romano de Mérida”.M. Baleares. “Guía del viajero en Extremadura. Roma 2003. 128. A. 35.. Roma 1956 119. “Diseño de la Ciudad: El arte y la ciudad medieval”. D. 41.“Gli scavi di Giacomo Boni al foro Romano”. 115. José Ramón. Barbacci.266. “Teoria e storia del restauro”. Pág. 114. 263 . Merimée le encargó en 1843 la restauración del cercano Pont du Gard. Madrid 1958. “Catálogo monumental de España : Provincia de Cáceres (1914-1916)”. Leonardo. Mora Alonso. 132. Enrique. 40. “De Varia Restauratione”. . En 1839 realizó varias acuarelas de la Maison Carrée. 41. 126. 130. 122. Susana. 118. Madrid 1889. Mélida. Pág. 127. 115.. En 1835 el arquitecto Charles Auguste Questel ganó el concurso del municipio de Nîmes para la construcción de la iglesia neogótica de Saint-Paul. Alfredo. Madrid 1919. Págs. 133. “. 114-163. II. Pág. ilustrado y documentado compendio de las excavaciones. tras el desalojo de su ocupación interior. Alfredo. “Lorenzo Nottolini architetto a Lucca”. Valverde y Álvarez. Barbacci. Págs. Caballos. Sevilla 1999. Barbacci. 117. 18. Pág. Paris 1964. 131. Dezzi Bardeschi.AA. Mélida. Ceschi. donde se aprecian las varias callejas. Madrid 1835. 113. Pág. “Veinte años de Restauración Monumental en España. Madrid 1862. Barcelona 1982. Dijon 1984. Rossetto. “Il restauro dei monumento in Italia”. Rios. “Il restauro dei monumento in Italia”. Madrid 1924. Canarias : y posesiones de África. “Del restauro estilístico al restauro crítico” en “Teoría e historia de la reha- bilitación”.. El arqueólogo George Edgar Bonsor publicó en 1898 un trabajo titulado “Le Musé archcologique de Séville et les ruines de Itálica” para Revue Archeologique. mientras que P. Ceschi. Formige. ROMA 175 112. VV. Roma 1970. Ciancio. Demetrio de los. Carlo. Jules. 123. dando interesantes informaciones sobre las intervenciones que tuvo el monumento desde el siglo XVI. José Ramón. la plaza central y la distribución nominal de los arcos del an- fiteatro. Roma 1956. “Memoria arqueológico-descriptiva del Anfiteatro de Itálica”. “Arquitectura griega y romana”. Capodiferro. Javier. Pág. M. Emilio. Florez. Recien- temente se publicó “Itálica Arqueológica” por A. “Il restauro dei monumento in Italia”. Pág. Págs. Roma 1956. Págs. 113. Pág.. 121. Benevolo. Catálogo de Exposición”. “L’amphithéâtre d’Arles”. 32. Alfredo. sobre las ruinas de Itálica y su Museo. 94 . y J. Carlo.

48 .. El País 15/10/2003. Jurado Jiménez. Catálogo de Exposición. Pág 33. Págs. Madrid 2000. 135. Bernard. Roma 1997. Roma 1950. Franco. Madrid 1958. Mª A.A.. “Alcubierre – Weber – Paderni: un difficile “tandem” cello scavo di Ercolano – Pompei – Stabia”. Casado. Nápoles 1999. “Veinte años de Restauración Monumental en España”. “Fabricar un escenario. Strazzullo. 32. “El teatro romano de Sagunto: Génesis Construcción”. Francisco. Valencia 1991. 149. 145.J. Madrid 2000. “Archeologia magica di Amadeo Maiuri”. 18 – 31. 143. Un arquitecto catalán del siglo XX” en R&R. Madrid 1994. Moreno. Págs. M. Pizarro Gómez. Pág. 138. Pág. Págs. “Patrimonio. Pagano. “Sid Bono y el teatro romano de Sagunto”. López Trujillo. F. Rausell. Gijón 2006. “Patrimonio. “Acueductos romanos en España”. Raquel. 18. 404. 142. 148. A. 139.A. 144. Gómez de Somorrostro. Págs. “Jeroni Martorell Terrats. Roberto y otros. Pane. Ercolano e Stabia di Francesco e Pietro La Vega (1764-1810)”.18e et 19e siècles”. Pág. Giuseppe. M. López Trujillo. 50 – 55. Pau. Nápoles 1974. Pura ortodoxia vitrubiana” en R&R nº 38. Madrid 1972. Madrid 1993.. sin duda: Lara Ortega. “I diari di scavo di Pompei. “Acueducto de Segovia: Documentos para una Restauración” en R&R nº 1. 56 – 61. VV. La lucha por los bienes culturales españoles (1500 – 1939)”. 136. y Lacuesta. Mario. Nº 41. 141. La lucha por los bienes culturales españoles (1500 – 1939)”. 137. 146.. Segovia 1861. “Intervención en el teatro romano de Mérida.AA. París 1990. “Les ponts modernes . Fernández. Madrid 1999. Salvador. 147.49. Rehabilitación del teatro romano de Sagunto” en Arqui- tectura Viva Nº 33. en R&R Nº 29. “Pompeya: Su conservación y restauración en la actualidad”. 332.176 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 134. . “La riconstruzione del Patrimonio Artístico Italiano”. Gijón 2006. La obra más completa sobre el teatro romano de Sagunto. 140. Grassi y Portaceli.. Maggi. Pág. Marrey. “El Acueducto y otras antigüedades de Segovia”. en su estructura anterior a la intervención de Grassi y Portaleci es.

Templo de la Fortuna Viril en 1745 convertido en templo de Sta. Templo de la Fortuna Viril en 1850 con las casas adosadas (foto Carlo Simelli) . María Egipciaca (grabado de Piranesi) 96. ROMA 177 95 96 95.

Robert en El Hermitage (foto J.R. El Panteón en el siglo XVI. La Maisón Carrée de Nimes en 1783 por H. Soraluce) 98. Interior de la Maisón Carrée como Museo Romano (foto de 1890) 99.178 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 97 98 99 97. con casas adosadas y dos estatuas sobre la cúpula (grabado de Philipe Gallé) 100 . El Panteón semienterrado y con un campanario sobre el frontón en 1575 (grabado de Etienne Duperac) 100.

antes de la restauración interior del piso alto en 1747 (cuadro de Paolo Panini) 103. con capiteles corintios distintos (foto Inst. Vittorio Emanuele II. Art Londres) 102. Roma) . El Panteon en 1690. Reparacion del pórtico del Panteón por Urbano VIII y Alejandro VII. ROMA 179 101 102 103 101. restaurado con relieves con motivo de los funerales de Victorio Emanuel II (foto Bib. El Panteón en 1878. en 1655.

El Foro Romano enterrado y ocupado por casas hacia 1750 (grabado de Piranesi) 105.180 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 104 105 104. Restos de la basilica Julia excavada en 1870 (foto J.R. Soraluce) .

Vista de los Foros Imperiales ocupa- dos por el barrio Alessandrino (foto de 1890) 107. ROMA 181 106 107 108 106. Naz. Italia) 108. Excavación de la basílica Emilia en 1939 (foto F. Excavación de 1811 del Foro y del templo de Saturno por Valadier (litografía de 1831) 109 . Templo de Saturno del Foro Romano en 1795 (grabado de Doménico Pronti) 109. La basilica Emilia ocupada por casas antes de su excavación.

Templo de Vesta en el Foro. Excavacion de los restos del templo de Castor Polux (foto Michele Mang) 112. reconstruido con pocos restos originales en 1930 por A.182 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 110 111 112 110. Bartoli (foto Hns. Alinari) . Restos del templo de Saturno antes de la excavación completa del Foro Romano (foto Michele Mang) 111.

du Perac) 114. Art Londres) 115 .Templo de Antonino y Faustina en 1575 (grabado de E. 1890 (foto Inst. 115. Excavacion y restauración del templo de Antonino y Faustina con la fachada barroca en el Foro Romano h. Proyecto de Giusepe Valadier en 1811 para reconstruir el templo de Antonino y Faustina del Foro Romano. ROMA 183 113 114 113.

Italia) 117. antes de su derribo para reconstruir la Curia del Foro (foto F. Reconstruccion de la Curia del Foro en 1930 (foto F. Italia) 118. Naz. Iglesia San Adriano de Roma en 1900. Londres) . Art. Excavacion en 1930 del Foro de Cesar (foto Inst. Naz.184 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 116 117 118 116.

120 Naz. El templo de Marte en el Foro de Augusto. Italia) . ROMA 185 119 121 119. Muñoz en 1924. El Foro de Cesar tras la reconstrucción de 1932 (foto Lucien Roy) 120. antes de recomponer los restos encontrados (foto F. dentro del convento de la Anunciación en 1900 (foto Robert Macpherson) 121. Excavacion del Foro de Augusto por A.

Res. antes de que crecieran sus 122 columnas (foto Colecc. Basílica Úlpia en 1890.186 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 122. Columnas del Foro de Nerva en 1860 (foto Robert Macpherson) 123.) 123 .

Naz. Proteccion del arco de Tito en 1942. ROMA 187 124 125 126 124. Tiendas del Foro de Trajano hacia 1750 con el piso inferior enterrado (grabado de Piranesi) 125. durante la Segunda Guerra Mundial (foto F. Italia) 127 . Imagen romántica de los restos del arco de Tito en 1750 (cuadro de Francesco Panini) 127. Obras de excavación de los mercados del Foro de Trajano en 1930 (foto Luciano Morpurgo) 126.

188 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 128 130 128. con las estatuas decapitadas (cuadro de Canaletto) 130. Arco de Septimio Severo semienterrado y convertido en fortificación en 1594 (dibujo de Mathys Bril ) 129. fortificado hasta el 129 siglo XVIII (grabado de Giovanni Velabro) . El arco de Constantino en 1742. Arco de Jano en el Foro Boario. entre construccio- nes y sensiblemente dañado.

La columna Trajana excavada y sin la estatua de San Pedro en 1575 (grabado de E. Italia) 133. du Perac) 132. Columna Trajana protegida de los bombardeos en 1939 (foto F. ROMA 189 131 133 131.) . Naz. Naz It. Proteccion de la columna Aureliana de los bombar- 132 deos en 1939 (foto Fot.

El Coliseo semienterrado y destruido en 1795 (grabado de Doménico Pronti) 135. Real de Copenhague) 136 137 . Detalle en 1905 de la restauración del Coli- seo por Stern (foto Petit) 137. Detalle de la ocupación con casas del Coliseo (pintura de 1764) 136. Muros del Coliseo en 1846.190 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 134 135 134. restaurados por Valadier (foto Bib.

El anfiteatro de Nimes ocupado por viviendas en 1785 (plano de Rollin Bancal) . ROMA 191 138 139 138. El anfiteatro de Verona sin restaurar exteriormente (foto de 1880) 139.

El anfiteatro de Arlés ocupado por la población (grabado de 1686) .192 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 140 141 140. El anfiteatro de Nimes en plena transformación para plaza de toros por Questel (foto de 1860) 141.

ROMA 193 142 143 142. El anfiteatro de Mérida en 1950 (foto D. Patrimonio) . convertido en plaza de toros por Questel (foto Mederic Mieusement) 143.G. Anfiteatro de Arlés en 1860.

Ordenación de la villa de Pollenzo en torno al primitivo anfiteatro (foto de 1990) . Huella urbana del anfiteatro de Florencia (f. Plaza del mercado de Lucca. Anfiteatro de Itálica dibujo de 1754 (fuente P. Earl) 148. G. Florez Esp.194 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 144 145 146 147 148 144. Sagrada T. construida en el anfiteatro romano (foto de 1950) 147. XII) 145. Estado de destrucción del anfiteatro de Italica en 1900 (foto Lampérez) 146.

Estado de los restos del teatro Marcelo en 1875 antes de la restauración (foto Inst. Art Londres) 150. ROMA 195 149. Excavacion del escenario del teatro romano 149 Mérida en 1916 (foto Francisco Murillo) 150 .

196 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 151 152 151.U. Ruinas del teatro Sagunto reforzadas por J.) 152.) . Cavea del Teatro de Mérida sin reconstruir en 1916 (foto F.S. Martorell (foto F.U.S.

Arcos góticos reconstruidos en 1484 del acueducto de Segovia (foto de 1960) 155. ROMA 197 153 154 153. Filtraciones congeladas del acueducto de Segovia en 1973 (foto Aurelio Ramiro) 155 . Ensanchamiento y reformas del Pont du Gard en 1850 (foto Seeberger) 154.

completamente reconstruida en la actualidad.198 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 156. 159. Templo de Isis en Pompeya reconstruido en el siglo XIX (foto Brogi) 158. Excavación del templo de Isis en Pompeya duran- te el siglo XVIII (grabado de Pietro Fabris) 157. Excavación de la casa de las Venus en Pompeya. Teatro de Pompeya excavado y en restauración (foto de 1880) 156 157 158 159 .

de- biendo ser reedificada bajo el pontificado de Sergio III en el año 905. Ante las naves se construyó un porche ex- terior en lugar de atrio. Allí residieron los pontífices hasta el año 1305 en que iniciaron su destierro en Avignón. Si exceptuamos a San Pedro. cubiertas primero con cerchas y luego con artesonados de madera. La serie de modificaciones y añadidos incorporados en sus más de 16 siglos de historia hacen difícil identificarla con la primitiva obra constantiniana. de la que tomó el nombre. con la central más ancha y alta. las columnas de separación de las naves eran de mármol amarillo traído de Numidia con capiteles corintios. cobijado bajo un baldaquino. Cuando se levantó el templo. dedicada al Salvador y a los santos Juan el Bautista y al Evangelista. Los primeros daños los sufrió en el año 455. Se cree que la consagración fue en el año 324. demolida en el Renacimiento. de 110 m de longitud.Capítulo 5 PALEOCRISTIANO Y BIZANCIO San Juan de Letrán como basílica barroca La basílica paleocristiana de San Juan de Letrán fue la primera residencia de los papas y Ca- tedral de Roma desde la época de Constantino. junto a las propiedades de la familia Laterani. con el altar en el centro de la capilla mayor. El terremoto del año 896 volvió a dañar su estructura. San Juan de Letrán es la más transformada de las basílicas paleocristianas de Roma. Se construyó sobre el solar de un gran cuartel de las tropas de Magencio. cuando Roma fue saqueada por los vándalos de Genserico. Era una basílica que mantenía más elevado el ábside. Nuevas destrucciones . Tenía cinco naves.

según proyecto de Alejandro Galilei. De todas sus reformas y modificaciones. sustituyéndolo por la actual construcción renacen- tista. realizada libremente entre 1646 y 1649. para amoldarlas a un nuevo diseño barroco sin columnas. La fachada sur del crucero. aunque los materiales utilizados fueron humildes. dado el deterioro sufrido por el templo. como el ladrillo y el estuco. que estaba formada por un muro casi ciego con una sencilla puerta gótica. en la esquina del palacio Laterano. característicos en la mayoría de sus obras. estaba semiarruinada en el siglo XVI. Borromini macizó uno de cada dos intercolumnios con el fin de crear un ritmo más movido. La otra gran portada barroca clasicista de la basílica se levantó a los pies de las naves en el siglo XVIII. Entre los actos jubilares más señalados se encontraba la bendición Papal. techo que en un principio se pretendía abovedar. igual que las naves intermedias. obra de 1565 realizado por Danielle de Volterra. Inocencio X financió la reforma de la basílica de San Juan de Letrán. Las naves extremas eran tan bajas que hubo que derribarlas. Aportó detalles decorativos propios como las venta- nas ovaladas.(150) Adosado al templo se levantó en la Edad Media el palacio Late- rano. junto a la entrada meridional del crucero. una de ellas del arquitecto Felice Della Greca y otras del mismo Borromini. utilizando pilastras de orden gigante con nichos intermedios. presidía la plaza hasta entonces. cuando Inocencio X encargó a Francisco Borromini una radical transformación barroca del templo. La obra buscaba un reforzamiento de la estructura y una puesta al día de la decoración. También derribó Fontana el viejo palacio medieval. para trasladar a ella las bendiciones papales. perdiéndose im- portantes obras de arte. eliminando el balcón gótico que.200 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA causadas por dos incendios en los años 1308 y 1360 obligaron a reformarla. aprovechando las columnas de pórfido saca- das de las naves laterales. todo . Borromini sustituyó los huecos menores por nichos con estatuas. teniendo como única imposición la de no modificar el artesonado de madera del techo. a los que dio forma curvada y saliente. cuando Domingo Fontana la reconstruyó susti- tuyéndola por una logia de dos alturas. la más profunda se produjo con ocasión del Año San- to en 1650. cuyos planos se conservan. que exigía en cada momento una fachada solemne y monumental frente a la plaza donde se reunían multitud de peregrinos. en cuya esquina se construyó un balcón gótico cubierto para las bendiciones. en las que se proponían variantes al diseño de huecos y pilastras. desde que se instituyeron estos eventos en el año 1300. San Juan de Letrán fue. Hubo varias alternativas al proyecto. residencia papal durante siglos.(151) Finalmente. Así surgió la logia desde la que el Papa Bonifacio VIII impartió la primera bendi- ción universal en 1300. el centro de los acontecimientos litúrgicos de Roma en los Años Santos. encargada a Borromini. hasta esa fecha.

hoy desaparecidas al reconstruirse la portada en 1743. los mosaicos de la fa- chada obra de Filippo Rusuti y el campanario. El altar se hallaba en el centro del ábside. cuando en 1875 Pío IX y luego León XIII lo adaptaron al ancho de la nave central. para desplazar toda la construcción sobre raíles. con financiación. El ábside no fue modificado por Borromini. A Nicolás IV le corresponde la construcción del ábside actual con mosaicos. sobre la colina Esquilina de Roma. En el siglo XV se instalaron bóvedas en las naves laterales. según . dada su poca resistencia. permaneciendo la central sin restaurar hasta el siglo siguiente.(152) Las obras de reforma de Santa María la Mayor Esta basílica del siglo V. Se cubrían con techumbre de madera. Las columnas que soportaban los arcos de la nave mayor. luego por Nicolás IV ya en el siglo XIII. incorporándolas parcialmente en la nueva estructura. con la calle central más ancha que las laterales. reinstalando de nuevo la decoración medieval de mosaicos. retrasándolo para agrandar el presbiterio. durante los pontificados de los españoles Calixto III y Alejandro VI. Las naves de 80 m de largo. La nave central tenía los muros desplomados con una inclinación en la parte superior de medio metro. Las numerosas tumbas de santos y Papas que había en el templo fueron reaprovechadas por el arquitecto. Fue Sixto III quien la construyó poco después del Concilio de Éfeso en el 431. En 1870 las tropas italianas bombardearon Letrán para acabar con el poder temporal de la Iglesia. obra del Papa Liberio. con una Puerta Santa para los años jubilares. el más alto de la Roma medieval. cuando se contrató a Juliano de Sangallo para su diseño.(153) Al primero se debe la fachada porticada con columnas pareadas. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 201 ello con pilastras y decoración de estuco. donde se proclamó el dogma de la maternidad divina de la Virgen María. abriéndose los vanos de iluminación sobre la nave mayor. cobijado bajo un baldaquinio. primero por Eugenio III a mediados de aquel siglo. perdiéndose hasta entonces la imagen clásica del pórtico. Entre las alternativas para mover el ábside se descartó un original y espectacular proyecto mecánico. De estas restauraciones se conserva también el suelo de mármol estilo cosmati. ampliándolo. De las obras de restauración se encargó el arquitecto Virginio Vespignani. que en 1884 derribó la cabecera antigua y la construyó más atrás. Hasta el siglo XII no se iniciaron las restauraciones del templo. causando graves daños en la fachada principal y en el palacio. habían sido recubiertas con pilastras de ladrillo. siendo preciso restaurarlo durante el pontificado de Alejandro VII en 1673. fue elevada sobre otra iglesia anterior del año 360. con tres naves. que se corregiría con el nuevo muro que encerró toda la estructura. Era una de las cuatro basílicas ma- yores de Roma. aunque hasta el siglo XIX no se reformaría. estaban separadas por columnas de orden jónico sustentando un enta- blamento.

incendiada en 1823 por un fortuito desastre provocado cuando se estaba restaurando precisamente aquella cubierta. estatuas y añadidos. aunque retocada y restaurada. siendo reconstruida de manera más majestuosa en aquel mismo siglo. En 1743 Fernando Fuga construyó la actual fachada principal con su logia barroca. Su interior actual. Surgió en el siglo IV por voluntad del emperador Constantino en el lugar donde la tradición situaba la tumba del apóstol Pablo. aunque se trate del resultado de una reconstrucción total. sin afectar a los mosaicos. Fuga. La cabecera exterior de la basílica es obra de Carlo Reinaldo. fue consagrada. separadas por cuatro hileras con un total de 80 columnas corintias de mármol blanco. utilizándose en la restauración las lápidas funerarias del antiguo templo. es la del ábside y el arco triunfal. proyectadas por Miguel Ángel. La parte más antigua de la basílica. Sus columnas soportan arcos de medio punto que sustentaban la techumbre de madera. dadas las enormes transformaciones y desastres que ha sufrido. También entre 1575 y 1630 la basílica fue reformada interiormente. fuera de la Puerta Ostiense. repite la distribución inicial. San Pablo Extramuros. junto con San Pedro. ya que fue realzado 90 cm. ecléctico El panorama de las grandes basílicas paleocristianas constantinianas levantadas en Roma en el siglo IV no puede ser más desolador.(154) Nuevas res- tauraciones se acometieron en el siglo XIX: los mosaicos de la fachada en 1825 y otras obras complementarias en 1864. durante los pontificados de Pío IX y de León XIII. que presentó al Papa Clemente IX un proyecto más económico que el que diseñó Bernini. Benedicto XIV renovó completa- mente el interior de la basílica. Tampoco el pavimento coincide con el original. San Pablo Extramuros. en 386. bajo la dirección del arquitecto F. ha acabado siendo una mera réplica del edificio original. La primera basílica construida por Constantino. San Juan de Letrán está completamente transformada desde el siglo XVII. Domingo Fontana o Flaminio Poncio enriquecieron durante el Renacimiento el perímetro de las naves. San Pedro desapareció en el siglo XVI para construir la actual catedral. Nuevas capillas. También se cambió el baldaquino medieval por el actual. como el baptisterio. por el Papa Silvestre I el 18 de noviembre del 324.202 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA la tradición. después de San Pedro. Años después. que levantó pilares sustituyendo las columnas de las naves menores y colocó altares en los espacios intermedios. y la única que conservaba la estructura arquitectónica inicial. modificando todos los altares. La basílica de San Pablo es. ampliando sensiblemente las dimensiones totales de la iglesia. Valentiniano II mandó ampliar las cinco naves que no tenía la iglesia original. la iglesia más grande de Roma. enorme espacio de cinco naves. volviendo . de los Reyes Católicos.

obra de los Vassalletto. destruyendo entre otras partes del templo el campanario original. En el siglo VIII. Si para aquellas fechas era discutible reconocer lo que quedaba aún del siglo IV en la basílica. teniendo que ser reconstruido de nuevo. La riqueza artís- tica atesorada en la basílica durante la Edad Media se vería afectada por otro terremoto en el año 1348. por lo que se plan- teó proyectar un nuevo edificio aprovechando los restos del anterior. sin ajustarse obligadamente . obligó al Papa León IV a construir un nuevo tabernáculo con cuatro columnas de plata. Otro saqueo.(155) Un terremoto o un incendio -no hay certeza del desastre.(156) Arnolfo di Cambio. Sólo se salvó de la ruina el ábside. que en este caso afectó a los mosaicos de la época de Gala Placidia. Nuevas reformas del ábside en 1600 continuaron la transformación. la invasión de Roma por los longobardos tuvo como conse- cuencia el saqueo de San Pablo. fue ele- gido papa como Gregorio VII. finalmente. que llegó a destruir el pórtico de la iglesia. el claustro y parcialmente la fachada principal. el arco triunfal. demoliendo el antiguo presbiterio y cerrando los sótanos funerarios. construida unos cien años antes. en estilo románico latino. en el 847 por los sarracenos. que levantaron un nártex barroco clasicista.afectó al templo. que el Papa Juan VII rodeó con una muralla defensiva frente a los ataques del emperador Enrique IV en 1084. destruyendo además los mosaicos interiores. durante el pontificado de Sixto V (1585 – 1590). restaurando y embelleciendo el templo con una monumental puerta fundida en Constantinopla. que debió ser restaurado por San León Magno. La modesta fachada que siempre tuvo San Pablo exigía una solución más acorde con la dignidad del templo en un tiempo en que San Juan de Letrán y Santa María la Mayor ya se habían restaurado. modificó sensiblemente el edificio sustituyendo la techumbre de madera de la nave mayor y del tran- septo. No estamos aún en un periodo afín a la restauración pristina o de estilo. se cebaron de nuevo con San Pablo. cuando el mencionado incendio destruyó completamente las naves. al dramático 15 de julio de 1823. Nuevas calamidades como los efectos del Sacco di Roma por las tropas imperiales en el 1527. Entre los siglos XVI al XVIII. cuando tuvo que hacer frente a una costosa reconstruc- ción. arquitecto de la catedral de Florencia. Uno de los abades del monasterio de San Pablo. se le adosan y transforman capillas. artistas del Lacio expertos en aplacados y escultura en mármol. construyó el tabernáculo. El claustro de San Pablo se construyó entre el 1205 y el 1240. El papa Benedicto XIII encargó en 1725 la restauración de la portada principal a los arquitectos Antonio Canevari y Matteo Sassi. una nueva y profunda restauración. Para entonces la iglesia tenía anejo un monasterio y toda una barriada popular. Acababa de ser elegido papa León XII. Hildebrando. parte del transepto. para llegar. Gala Placidia financió la decoración de mosaicos. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 203 a consagrarse en el 390.

La distinta consideración de la actuación arqueológica sobre obras de la antigüedad clásica y sobre edificios medievales.204 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA a la forma basilical. la crítica ruskiniana afectaría a las obras. con planta centrada o en cruz griega. tal y como quedó tras el incendio. algo en lo que no se dudará unas décadas después. cuando desde Francia e Inglaterra se atacó a la Iglesia por no haber mantenido la sagrada reliquia de la ruina cristiana. Sin embargo. a la que se añadió un alto baldaquino para monumentalizar el antiguo templete gótico de Arnolfo di Cam- bio. optó por la reconstrucción completa del edificio. San Pablo Extramuros es pues un edificio construido por Poletti.(157) Aunque el Papa se interesó por el proyecto de Valadier. más que un criterio riguroso sobre la restauración de un patrimonio casi desaparecido. El arquitecto Giuseppe Valadier afrontó el problema presentando algunas soluciones para reconvertir San Pablo en un templo neoclásico. cuando se recurra a la restauración repristinatta. que aprovechaba las columnatas de las naves para convertir este espacio en un claustro abierto. dado lo prolongado de la reconstruc- ción. como era considerado entonces San Pablo. creada al efecto en diciembre de 1825. El atrio porticado y la fachada del crucero. Esta postura defendida por el arquitecto Pascuale Belli. . ya que hasta 1831 no se inició la obra durante el papado de Gregorio XVI. hasta ser rehabilitada como edificio ecléctico.(158) en el que lo aprovechado del incendio (escasos restos) se mimetiza con la obra general. marcaba las diferencias. También se derribó el campanario medieval y se construyó una torre clasicista tras el ábside. convirtiendo a San Pablo en un ejemplo y modelo a seguir para los restauradores del momento. con la invención adicional de un atrio porticado que nunca tuvo. Dos años después falleció Belli y le sucedió Luigi Poletti durante 35 años. en la que sufrió numerosas reformas y transformaciones. resueltas con soluciones de columnatas adinteladas. con la vieja portada exenta y aislada. que reformaron otras basílicas antiguas de Roma. con una fórmula que se empleará a partir de entonces cuando se produzcan desastres de gran alcance sobre monumentos de importancia cultural o religiosa: “volver a dejarlos como eran”. no llegaría a verla León XII. reflejan un neoclasicismo muy tardío. adoptando una postura radical y testimonial. Valadier presentó una propuesta de intervención radicalmente opuesta a la adoptada por él mismo en la restauración del arco de Tito (1822) o del Coliseo. entre 1833 y 1869. en pleno periodo ecléctico e historicista. La rica colección de imágenes gráficas exis- tentes sobre la basílica de San Pablo permiten seguir los pasos de su azarosa historia. milagrosamente salvado del incendio. la comisión consultiva. brillante y ecléctica. La idea de Valadier era transformar la vieja basílica en un gran templo neoclásico cubierto con enormes bóvedas ter- males y un alto campanile adosado en el eje del ábside. Las diversas soluciones proyectadas en 1825 son interesantes por lo que significan como enfrentamiento al fenómeno de la reconstrucción de una ruina histórica.

han servido. El templo tiene una larga tradición de reformas y restauraciones. suponiendo para la capital italiana un hipotético reencuentro con su identidad arquitectónica altomedieval. una domus eclesiae de la época del Papa Calixto I. construidas en los primeros siglos del cristianismo en la ciudad de Roma. otro tanto ocurre con las basílicas menores. incluso con la participación de grandes arquitec- tos como Carlo Fontana o Francisco Borromini. El Papa Julio I la completó hacia el 350. que con diferente grado de intervención van a ser objeto de experiencias historicistas. a fin de crear una inexistente o perdida imagen cristiana o paleocristiana. La primera transformación les llegó en los siglos VIII y IX. durante los siglos XIX y XX. las reformas barrocas se centraron fun- damentalmente en las fachadas y en los techos. que reconstruyó . Un híbrido altomedieval. también le llega el turno a estas basílicas menores. se eliminaron añadidos decorativos posteriores y. donde se cubrieron las cerchas con bóvedas de estuco o con artesonados dorados de madera. Cuando en el siglo XIX. dadas las enormes trans- formaciones que han sufrido a lo largo de su accidentada historia. desde que el emperador Alejan- dro Severo permitió su construcción. de las que hemos seleccionado Santa Sabina. torres campanario y chapados marmóreos. la basílica paleocristiana de Santa María del Trastévere se encuentra en un lugar de culto.. para buscar una hipotética imagen o aspecto basilical cristiano. Santa María en Cosmedín y Santa María del Trastévere. para lo que se modificaron plantas. durante el largo pontificado de Pio IX. mixturando elementos clásicos con estructuras de ladrillo visto y mosaicos. Luego. por lo general un ábside. A. durante los pontificados de Calixto II y Honorio III. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 205 Una imagen antigua para las basílicas menores Si la arquitectura actual de las basílicas romanas mayores de los siglo IV y V no es una mues- tra fiable para el conocimiento de la primera arquitectura cristiana. tres naves y un porche o un pequeño atrio. Estas basílicas. sobre todo. MARÍA DEL TRASTÉVERE Según la tradición. siguiéndole con nuevas intervenciones Adriano I en el siglo VIII y Gregorio IV en el siglo IX. además de las transformaciones propias de los distintos periodos. se cambiaron las facha- das. en estilo románico-bizantino. entre los años 221 y 227. aunque fue en los siglos XII y XIII cuando aumentaron de tamaño y se decoraron con mosaicos. San Lorenzo Extramuros. dificilmente confundible con la auténtica arquitectura paleocristiana. que. en un perio- do de revivals. dotadas de lo más elemental de la arquitectura paleocristiana.CAMBIOS DE FACHADA EN STA. se repristinan las grandes basí- licas de San Pablo y Santa María la Mayor. eran originalmente modestas iglesias de barrio.

perdiendo claramente su estructura pa- leocristiana. el arquitecto de San Pedro. como se aprecia en el grabado de Giuseppe Vasi de 1700. construyendo un frontón clásico y transformando el porche. en el barroco se le construyó una fachada acorde con los gustos del momento. cuando el Papa Inocencio II. En la actualidad la basílica tiene tres naves con dos hileras de columnas reaprovechadas de algún edificio clásico. A ambos lados del ábside hay dos capillas. También se sustituyó la ventana de la fachada por tres ventanas curvas. reformado de otro anterior barroco. que junto con la sacristía conforman un rico conjunto depositario de excelentes obras artísticas de todas las épocas. Sobre el altar se eleva un baldaquino neocristiano. restauradas algunas en los últimos siglos. Eugenio III completó la reforma levantando la torre campanario románica. . La restauración del siglo XIX le suprimió el frontón clásico. artista de 1617. con capiteles corintios y jónicos. se realizó en el siglo XIV. que fue repudiada durante el siglo XIX. En la Edad Media las naves se rodearon de hasta once capillas. que no tenía inicialmente la iglesia. le modificó el alzado. en las que se alternan el orden jónico y el corintio. el transepto. Santa María entró así en el mundo románico bizantino. por conside- rarla ajena al espíritu primitivo austero de las primitivas basílicas. Durante doscientos años el templo no fue atendido convenientemente.(159) En esta transformación se aprovecharon materiales extraídos de las termas de Caracalla. como recoge el grabado de 1600 de Giovanni Falda. En las primeras décadas de aquel siglo Carlo Fontana. Como le ocurrió a otros templos antiguos de Roma. retrasando el ábside y decorando el pavimento y la fachada con mosaicos realizados por diversos artistas. La nave transversal. decorando el templo con mosaicos. que por sus características hacen suponer que pertenecieron a un templo dedicado a Isis. rehaciendo decoraciones de aspecto paleocristiano. del que se aprovecharon las cuatro columnas de pórfido. con una estructura de 5 arcos con columnas jónicas adosadas. el templo llegó al siglo XVI con una sola ventana cuadrada en la fachada y un porche sencillo formado por cuatro columnas corintias. colocando una columnata sobre dinteles entre las tres naves. y en el siglo XVII la de la derecha. En la transformación de la fachada de Santa María del Trastévere. Poco debió conservarse del templo primitivo. llegando a encontrarse en estado de ruina. Será Benedicto III el que levante el pórtico y el baptisterio destruidos por un terremoto en el año 847. en el siglo XII. manteniendo solamente el porche barroco.206 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA el ábside con un nuevo presbiterio y cripta para enterramiento de San Calixto y San Cornelio. reconstruyó la basílica casi por completo aprovechando columnas de otras ruinas clásicas. Están cubiertas con una estructura de madera entallada y dorada obra de Dominiquino. construida en el siglo XVI la de la izquierda. Se hizo el transepto.

del que sobresale ya el baldaquino exterior.(160) El solado se construyó en pórfiro y mármoles. está recogido en numerosos grabados de los siglos XVIII y XIX. le fueron quitadas en una nueva restauración entre 1894-1899. También son medievales los frescos del ábside. añadiéndole la sacristía. entonces usados ambos como iglesias cristianas. sostenido por cuatro columnas. Giovenale. sin embargo. recibiendo el nombre griego de Cosmedín. Otra profunda restauración del templo se realizó entre 1118-1124. por G. Fotogra- fías del siglo XIX recogen la bella fachada barroca del templo. Las adiciones barrocas. El primer templo paleocristiano se construyó en el siglo VI. No se puede entender. En la actualidad tiene una planta con tres naves. cuyas columnas se reutilizaron en la basílica. con su pórtico de seis arcos. en cuyo centro se eleva un baldaquino gótico florentino obra de Cosme el Joven en 1294. Tras la invasión de Roma por los normandos en el siglo XII. principalmente la nueva fachada en el año 1718.. La decoración original de este pórtico era distinta a la actual. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 207 B. que se haya suprimido esta fachada para sustituirla por una torpe y simplona solución neomedieval en ladrillo. B. donde existió un templo circular dedicado a Vesta y luego otro dedicado a Ceres. tratando de recuperar el aspecto paleocristiano primitivo. con la mentalidad actual. durante el pontificado de Calixto II. El seguimiento del aspecto histórico de esta basílica debemos apoyarlo en antiguas vedutas de Roma. se le añadió el matronium así como la torre campanario y el pórtico exterior.LA RESTAURACIÓN NEOMEDIEVAL DE SANTA MARÍA IN COSMEDÍN La basílica de Santa María in Cosmedín está situada entre el Tíber y el monte Aventino. El nuevo aspecto de la fachada barroca. Tuvo una función docente y estuvo destinada a los monjes griegos de Roma. donde se aprecia un extraño alzado. realizada por José Sardi en el siglo XVIII y construida con arcos y un pequeño baldaquino saliente en el centro. donde se reproducen los cercanos templos romanos de la Fortuna Viril y el templo de Vesta del Foro Boario. la iglesia fue revestida de decoración barroca. Lo volvió a restaurar Nicolás I en el siglo IX. como la de Antonio Tempesta de 1606. Después de ser adquirido el templo por los benedictinos y tras un período de decaimiento. aunque fue reformado y sobre todo decorado interiormente por el Papa Adriano I en el año 782. con un desproporcionado muro. un oratorio y la residencia diaconal. concluida poco antes de 1900 por Giovenale. ábside semicircular y pórtico que ocupa todo el frente de la fachada. obra del siglo XI. Un iconastasis separa el coro con dos púlpitos del ábside.(161) . elaborada por Sardi.

formando un nártex de seis columnas jónicas in antis.S. construido en el año 432 por Sixto III. sin cimacio. Las naves están separadas entre sí por columnas corintias. Pío IX la restauró a mediados del siglo XIX. eliminando el revestimiento barroco de la fachada. que murió en el año 125.208 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA C. con los mosaicos perdidos. con un matronium sobre las laterales. tiene dimensiones menores que las demás basílicas paleocristianas. El papa Honorio III se la ofreció a la orden de los Domini- cos en el 1219. Sola- mente la fachada quedó sin recomponer. sobre todo uno de Piranesi. Para ello se derribó al ábside original y se dio la vuelta a la orientación del templo. formada por tres naves separadas por columnas. siendo ampliada pocos años después por Sixto III y restaurada de nuevo en 816 durante el pontificado de León III. Sobre las ruinas de su casa se levantó la basílica en el año 425. Sabina. dedicado a la Virgen. sin arcos. Bajo la basílica antigua se encuentra la cripta con los restos de San Lorenzo. En esta . como a las otras basílicas. o en el siglo XIII para otros historiadores. según unos en el siglo VIII. La singularidad del templo consiste en que a continuación se prolonga con otro templo. D... Terencio (163) que se llevaron a cabo al finalizar la guerra. El campanile se le añadió. se hundieron las cubiertas. que a su vez también tenía otras tres naves separadas por columnas jónicas con dintel corrido. dejando en su lugar un árido muro de ladrillo.LA FORMA PRÍSTINA DE SANTA SABINA La basílica de Santa Sabina de Roma.(162) Prácticamente desapareció la fachada y el pórtico de columnas. San Lorenzo fue la única iglesia de Roma que resultó gravemente dañada en la Segunda Gue- rra Mundial por los bombardeos aliados de 1943. bajo el emperador Adriano. Lleva el nombre de una mujer cristiana romana. es ya obra de la Edad Moderna. El pórtico. siendo unido a San Lorenzo. que fue sustituido por mosaicos. de tres naves. deteriorándose gravemente gran parte del interior del templo. LORENZO DESTRUIDA EN LA II GUERRA MUNDIAL San Lorenzo Extramuros o Fuori le Muri era una las siete basílicas que debían visitar los pe- regrinos en Roma durante los años jubilares. muestran el aspecto de la fachada con decoración barroca. Constantino erigió una primera iglesia en el año 330 en el lugar sagrado del martirio del santo. Todo ello forma una confusa estructura de distintos cuerpos unidos por el arco triunfal del primer ábside. la iglesia a su estado anterior. con mimetismo absoluto. durante el papado de Honorio III. El Papa Pelayo II construyó en las cercanías otra basílica a finales del siglo VI. retornaron. a finales del siglo XII o principios del XIII. Las obras de restauración por A. Grabados del siglo XVIII.

La fachada actual. evitando así la pérdida de su riqueza artística.(164) Se copiaron las celosías antiguas para completar nuevos ventanales en la nave mayor. Durante el periodo iconoclasta del Imperio Bizantino.(165) Entonces debió demolerse parte del muro que soportaban las columnas. que le restauró el ábside. Conserva. Dos restauraciones modernas se acometieron en los siglos XVI y XVII. porche en un lateral. Hoy se conservan en la nave central dos grandes frisos de san- tos y santas que avanzan hacia el altar mayor: en el lado del evangelio. como ocurrió en la misma Bizancio. que más tarde recibirá el nombre de San Apolinar Nuevo. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 209 basílica aparece la solución de apoyar los arcos directamente sobre los capiteles. en los siglos VII y VIII. al conquistar Rávena. cuando pasó al culto católico. eliminando las ventanas medievales. levantando su propia basílica palatina dedicada al patrón de la ciudad. un friso de hombres y en el lado de la epístola otro de mujeres. con estructura basilical y cubierta plana de madera. Las naves se cubrían con techumbre de madera. es una adición clásica del siglo XVIII. rehaciendo la perdida estructura de mármol del presbite- rio. pese a su credo arriano. San Apolinar Nuevo tiene una destacada decoración de mosaicos realizados en la propia Bizancio. ampliados en número tras la restauración. cuyo aspecto original con mármoles . J. así como el campanario románico del siglo XIII. modelo de capitel difundido en la arquitectura bizantina. Adquirió así el templo elementos barrocos. cuando se reconstruyó de nuevo el ábside en estilo neo-paleocristiano. que serán devueltos al original paleocristano por los arquitectos Antonio Muñoz y J. abriéndose en los muros de la mayor grandes ventanales de iluminación. Bertier entre 1914 y 1919. y la segunda por Francisco Borromini en 1643. y por el mismo Muñoz en 1936. taraceadas de mármoles siguiendo la tradición romana. Su aspecto actual está tan repristinado que no es posible asegurar el grado de conservación de la obra original. fue respetuoso con la Iglesia. con una estructura renacentista. que cubren casi todas las paredes. Respondía al tipo de la basílica latina con tres naves separadas por columnas pseudo- corintias de grandes cimacios. la primera por Domin- go Fontana en 1587. En el siglo XVI se elevaron los pavimentos de los templos hasta 1. las hojas de su portada antigua talladas en madera de ciprés.15 m por problemas de filtraciones acuíferas. Rávena se posicionó en contra. Era una suntuosa iglesia paleocristiana. para recibir los arcos directamente sobre los capiteles. tras estas restauraciones. rey de los ostrogodos. Hundimiento y daños en las basílicas de Rávena Teodorico. en torno al año 500. Esta decoración sustituyó en algunas partes a las paredes originales. Este hundimiento sistemático de los edificios obligó a desmontar las columnas y los arcos de la basílica para reconstruirlos a mayor altura.

con una nueva cabecera barroca. Rávena sufrió varios terremotos. La basílica de San Apolinar en Classe. como la basílica de San Juan Evangelis- ta. El bombardeo del 16 de febrero 1916 lo destrozó. que cedió Rávena a los bizantinos en el 540. muy restaurados ambos tras los estragos del citado bombardeo. debiendo ser re- construido por segunda vez. como atestigua una inscripción existente a los pies de la nave lateral.(167) También los famosos mosaicos de San Apolinar Nuevo son el resultado de reformas y arreglos murales en diversas épocas. El campanile románico responde a los modelos lombardos. Estas procesiones fueron des- truidas y rehechas luego en tiempos del obispo Agnello. El templo fue dedicado a San Martín de Tours. con mayores dimensiones que el resto de los templos de . por estar reconstrui- do en el siglo XVI con una arquería mixta de pilastras y columnas en mármol.210 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA recordaría más a la basílica de Santa Sabina de Roma. La basílica fue fundada por Julianus Argentarius en el año 534. Tampoco el porche es el original. pudieran evitar sufrir graves daños. mientras que las procesiones de vírgenes y mártires son de una época posterior. Rávena fue “visitada” de nuevo por la aviación alemana el 6 de diciembre de 1944. que sería derribada a finales del siglo XX. barrio exterior y puerto de Rávena. pero luego fue sustituido en la titularidad por el primer obispo mártir de Rávena. junto con parte de las naves afectadas. a los que también es atribuible el tratamiento exterior de ladrillo de la basílica. sin que algunos monumentos. aunque también se las cree procedentes de Asia Menor. supone para la ciudad lo que la basílica de San Pedro es a Roma. Las bandas murales decoradas responden a distintos periodos. Hasta ella fue trasladado por el obispo Maximino con su primitivo sarcófago. La basílica no se libró de los efectos de la I Guerra Mundial. que aparece al frente del cortejo de los mosaicos. debiendo reconstruirse de nuevo. eliminando los añadidos al edificio.(166) Con anterioridad. cuando el 12 de febrero de 1916 fue bombardeada y destruida parcialmente por los austríacos. y otro en el siglo XVIII que afectó gravemente al ábside de San Apolinar Nuevo. tras el asedio de Belisario. siendo trasladadas de Roma a Rávena. quedando de la obra inicial de Teodorico sólo la parte inferior. uno en 1688 que destruyó el campanile de San Vital. ya que se fundó para acoger el venerado sepulcro del patrón Apolinar. entre los arcos. También se restauró la torre abriéndole los huecos. San Apolinar. La solución a los problemas de estabilidad del suelo se consiguió mediante la construcción de sistemas de drenaje del terreno. para sustituirla por un ábside de forma tradicional basilical sin decoración ni justificación alguna. Estas obras alteraron bastante las pro- porciones de la basílica. Las columnas de San Apolinar Nuevo se cree con fundamento que son originarias de la villa Pinciana. bajando el pavimento a su primitivo nivel. San Apolinar Nuevo ya había recuperado sus dimensiones y cotas originales.

IX. el nártex fue modificado. luego durante el pontificado de Alejandro III en 1511 y finalmente en tiempo de Julio II. cuyos huecos estuvieron cegados durante siglos. Intervenciones en los mausoleos cristianos El mausoleo de Santa Constanza en Roma pertenece a la arquitectura tardorromana. dejando des- carnados en ladrillo los muros de la nave central.(168) Debido al peligro que suponía exponer los restos de San Apolinar a una incursión musulmana. dañando con bombas incendiarias los mo- numentos. cerrando su espacio con una construcción que ha tenido toda una serie de re- formas difíciles de documentar. A lo largo de su historia esta basílica perdió el atrio exterior. con zócalo de forma casi cúbica y capiteles corintios que reciben arcos de medio punto. En el exterior. Consta de tres naves. En el siglo XV a San Apolinar en Classe se le arrancaron los mármoles de sus muros interiores para usarlos en la reconstrucción del templo Malatestiano de Rímini por León Bautista Alberti. que data de los primeros años del s. por encontrarse fuera de la ciudad amurallada. siendo el más antiguo edificio cristiano conservado de planta centrada con deambulatorio. el nártex y la ventana geminada que hay encima son de época renacentista. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 211 la ciudad. desde el siglo XIX. La parte más transformada modernamente. en que adquirió el actual aspecto con un frente de ladrillo. Durante la II Guerra Mundial los alemanes bombardearon Rávena el 6 de diciembre de 1944. Lo mismo ocurrió con el viejo campanile. de los que no se libró San Apolinar in Classe. iniciándose una profunda rivalidad entre los dos templos. derivado o . propio de los templos paleo- cristianos. las reliquias del patrón se trasladaron a San Apolinar Nuevo. muy dañada según recogen los documentos gráficos. es uno de los más antiguos de Italia. En la semibóveda de la capilla mayor aparece la transfiguración de Cristo en el monte Tabor. con medallones de los obispos de Rávena. es el nártex y el campanile. abriéndose también los cegados ven- tanales de la nave mayor. Grabados y fotografías antiguos nos muestran diversos alzados en el pórtico del templo. al que se ha cambiado la cubierta y se ha reforzado su estructura. Tiene una rica decoración interior de mosaicos. durante el Renacimiento. Al desaparecer el atrio. El campanario de plan- ta circular. hasta que se quiso restaurar el culto y la significación de la primera basíli- ca. completamente abandonado. a a la vez que se renovaba el sepulcro en el altar mayor. des- tacando los del ábside y el arco triunfal que lo enmarca. tapiado y deteriorado. con la representación de Elías y Moisés a los dos lados de la cruz y la figura de San Apolinar orante con doce ovejas. Para confirmar definitivamente sus derechos se hicieron solemnes reconocimientos de las reliquias del Santo en 1173. separadas por dos hileras de doce columnas de mármol veteado griego. hasta las últimas intervenciones a mediados del siglo XX.

Desde el siglo XVI la extendida creencia de que se trataba de un templo pagano propició que fuese adoptado para sus reuniones y ceremonias por la secta de los Bentvogels. El nártex del templo circular estaba unido a la nave lateral de la basílica. como pájaros. Los temas cristianos son escasos. con el templo de Baco. como panteón familiar. El cardenal Fabrizio Veralli eliminó la decoración de mosaicos de la cúpula en el año 1620. desde la que se entraba a modo de capilla adosada. que originalmente debió tener un óculo como el Panteón. en el siglo IV. colocando una copia en su lugar. El mausoleo lo construyó Constantina. y sus paredes portantes tenían un revestimiento de placas de mármol desaparecidas. que ya en 1540 lo confundía. Posteriormente se convertirá en prototipo de los templos circulares medievales. mármol reservado a la familia imperial. La cúpula. que en el setecientos fue trasladado al Museo Vaticano. Durante el siglo VII. ramas de vid y vendimiadores. como sus contemporáneos.(170) En el año 1254 el edificio se transformó en templo dedicado a Santa Costanza. Sólo hay un dibujo de los primitivos mosaicos de la cúpula. a la que impropiamente se consideraba mártir o santa. sustituyéndola por unos modestos frescos barrocos. Los temas representados más frecuentes son decoraciones paganas y escenas campestres. levantado por Serlio. cuyo tambor se sustenta sobre 12 pares de columnas corintias de granito. cuya decoración parece pertenecer a temas propios de pavimentos. hoy desaparecida. se trata de una sección donde se aprecian unos temas vegetales decorando la cúpula. estaba cubierta de mosaicos. recordando alfombras con decoración geométrica y con temática naturalista. que se ha conservado hasta nuestros días. en cuyas . representando a Cristo sentado ante un coro concéntrico de santos. que fue arbitrariamente identificada con Costantina. se cree que este mausoleo se convirtió en baptisterio de la basílica de Santa Inés. Se conservan solamente los mosaicos que cubren la bóveda anular del deambulatorio. El edificio estaba rodeado por una columnata circular. con capiteles que se unen por tramos de enta- blamento colocados radialmente.212 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA adaptado de una tipología anterior romana destinada a ninfeos. en una representación celestial propia de la época. que hicieron confundir el templo con un edificio romano anterior dedicado al díos Baco. En un nicho rectangular situado enfrente de la entrada se encontraba el sarcófago de Costan- tina tallado en pórfido rojo. amorcillos. adosándolo a una gran basílica en cuya cripta estaban los restos de la mártir Santa Inés. Urbano VIII en el siglo XVII le eliminó estos revestimientos murales ante una amenaza de ruina. siendo el más parecido y conocido el de la Minerva Medicea.(169) La planta circular está cubierta por una cúpula de 22. mausoleos y templos. como el del Santo Sepulcro erigido en Jerusalén por Constantino. destino al que podía adaptarse perfecta- mente por su planta.5 m de diámetro. hija del emperador. originales del siglo IV.

como protección frente a Alarico.(171) Este efecto se aprecia en el exterior del edificio. para albergar los restos de la familia imperial de Valentiniano III. La restauración del siglo XX afectó más a su conservación que a transformación alguna. construido en Rávena entre los años 425 y 450. estas actividades en la iglesia. descarnando los muros interiores de pinturas hasta dejar vista la estructura de ladrillo. en la zona occidental del nártex y en la exedra oeste del mausoleo. En el curso de una campaña de excavaciones. los mármoles y la tenue luz logran un sorprendente efecto. y el crucero con una cúpula. En 402 el emperador Honorio trasladó a Rávena la residencia imperial desde Milán. en el año 1720. cruzada por un ca- nal. Al morir las hermanas de Honorio. A ella le debe la ciudad el aspecto monumental . llevada a cabo por Stanley en 1992. A finales del siglo XIX. El ábside tiene como decoración un cielo estrellado con ángeles en las esquinas. hermana del emperador Honorio y mujer del ministro Constancio. se encontraron numerosos enterramientos romanos y medivales relacionados con la basílica cementerial de Santa Inés. Gala Placidia ocupó la regencia durante la minoría de edad de Valentiniano III. datable entre los años 340 y 350. donde el nivel del terreno en el siglo XIX era sensiblemente más elevado que en la actualidad. el de Honorio y el de su hijo Valentiniano. Tiene planta cruciforme y estaba adosado al nártex de la desaparecida iglesia de la Santa Cruz. hasta que el Papa Clemente XI prohibió. Sin embargo el interior está repleto de mosaicos con temática religiosa. una hipoté- tica austeridad paleocristiana. Es un edificio de pequeñas dimensiones destinado al sepulcro de Gala Placidia. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 213 iniciaciones se consideraba el sepulcro de Constantina como la tumba del mismo Baco. se restauró el edificio tratando de recuperar. que ha hundido materialmente las arquitecturas antiguas. Restauraciones del mausoleo de Teodorico Durante el Imperio Romano la ciudad de Rávena fue uno de los puertos más importantes de Italia. donde el color. con superficies murales de ladrillo visto. La fundación de la ciudad se hizo en el centro de una laguna costera. El segundo mausoleo paleocristiano más estudiado y mejor conservado es el de Gala Placidia. El aspecto exterior del mausoleo es austero. Se le cambió la teja por una tégula plana y se acometió el problema que afecta a casi todos los monumentos de Rávena: la humedad producida en su pavimento por la alta capa freática. en lo posible. edificio de grandes dimensiones del que solamen- te se conservan restos de los muros exteriores del deambulatorio del ábside. animadas por arquerías ciegas de poca profundidad. el brillo del oro. elevada en un cuerpo cúbico para iluminación. donde se encuen- tran su sepulcro. Los brazos de la cruz griega se cubren con bóvedas de cañón.

su política tolerante en materia religiosa se materializó en la construcción de la catedral arriana del Santo Spíritu. junto con otros templos. Doce gigantecas argollas talladas en lo alto del mismo bloque sirvieron para emplazarlo en la construcción. Rómulo Augústulo. con un diámetro de treinta y tres metros y un peso de casi trescientas toneladas. Una imagen de este monumento tan singular de la arquitectura prerrománica aparece en una vista de la ciudad del siglo XVI. levantada fuera de las murallas. hoy vacíos. acompañado de una pequeña cruz. cuando se construyó la basílica de San Apolinar en Classe. El piso superior es de planta circular. Luego. levantando también la basílica palatina de San Apo- linar Nuevo. ocuparon Italia. levantando un monumento en mármol de Istria con sillares perfectamente escuadrados. entregó el poder a Odoacro.214 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA iniciado por Honorio. alrededor del lugar del sepulcro. cuan- do el ultimo emperador. regente después de su muerte. al tratarse de una capilla arriana. donde el mausoleo aparece rodeado de todo tipo de construcciones. Su sucesor Teodorico. durante el reinado de Justiniano. dotándose de mosaicos a numerosos monumentos. tras su toma. que tiene apariencia de bóveda. El piso superior está cubierto con una enorme losa monolítica de mármol. También construyó Gala Placidia su propia capilla funeraria. rey de los ostrogodos. El piso inferior muestra al exterior una forma poligonal con nichos. donde se aprecia la construcción cubierta con su cúpula pla- na. con arcos ciegos como motivo decorativo. La cruz re- aparece en los muros. Teodorico quiso construir un gran mauso- leo donde se conservaran sus restos. con su correspondiente baptisterio. una capilla entre ellas. y hoy con- serva en su lugar un baño romano de mármol que debió de destinarse a su hija. Esta fue la segunda Edad de Oro de la arquitectura ravenense. hasta las ventanas son cruciformes. pero no hay más símbolos ni ninguna otra representación cristiana. alberga una cripta donde estuvo el sarcófago de Teodorico. rey de los érulos. El espacio centralizado. Andrea Palladio en 1545 lo midió y reprodujo su planta y alzado. sitió la ciudad en el 493 y. Siguiendo el ejemplo de los emperadores romanos. conservado hasta nuestros días (baptisterio de los Arrianos). a la que se añadió el campanile en el siglo X. convirtiendo a Rávena en la capital de su protectorado. bajo arcos de medio punto. que se removió en el siglo VII. contamos con un dibujo realizado por Piranessi en 1740. en un deplorable estado de ruina. Encima de la cripta se dispone el altar y una capilla conocida como Santa María de la Rotonda. mientras que al interior adopta la forma de cruz. pese a ser su pueblo arriano. con . En el siglo VI los bizantinos. tanto por fuera como por dentro. En Rávena se desencadenó la desaparición del mundo romano. En primer lugar se construyó la basílica de San Juan Bautista. Sólo conserva un friso decorado. restaurado en la actualidad tras los estragos y daños sufridos por los bombardeos de la II Guerra Mundial. con la siguiente leyenda: questa sie una sepultura antiqua et sie fora di Rabena et a la cupula tuta de un pezo de piedra tuto intriego con dodece martegi intorno dita cupula.

También en 1850 se desenterró el entorno. Finalmente. donde fundó Montecasino. que establecía que el cenobio contuviese todo lo necesario para la vida ordinaria. Benito de Nursia escribió a principios del siglo VI una regla destinada a los monjes de los monasterios. para. incorporarse al Piamonte formando parte de la Italia unida en 1861. En su lugar aparece aislado. con el pavimento inferior colocado en su nivel original. Durante los años centrales del siglo XIX. con una nueva pasarela metálica. Benito se trasladó en- tonces al monte Cassino. Otro grabado de 1766 nos muestra el monumento. Los bombardeos de la II Guerra Mundial. tras el periodo napoleónico volvió a depender del Estado Papal hasta 1859. construyendo un muro circular que rodeaba la construcción y poniendo barandillas a la galería perimetral. todo ello dentro de murallas.(172) La vida de Rávena en los siglos XIX y XX no estuvo tan segura como pudiera parecer por su situación premeditadamente aislada. La ciudad. en las últimas décadas el mausoleo ha sido restaurado de nuevo en profundidad. se le quitaron las escaleras exteriores y se ajardinó su entorno. añadién- dosele dos escaleras para acceder al pasillo que recorre exteriormente el piso alto. colocando los edificios de forma que permitiesen una íntima relación entre la ac- tividad religiosa y el trabajo de los monjes. pero enterrado aún hasta casi la mitad de su altura. tras continuas sublevaciones populares. que había pertenecido a Francia y a los Esta- dos de la Iglesia. puliendo su superficie y haciéndole perder todo tipo de pátinas. al noroeste de Nápoles. el monasterio de Montecasino fue edificado siguiendo las normas de la regla benedictina. el mausoleo de Teodorico fue restaurado. cuando le destinaron al norte de Italia como abad de un grupo de monjes. ya aislado y sin construcciones adosadas. El aspecto actual del monumento no recuerda en absoluto la imagen tradicional conocida. eliminando los efectos de la capa freática mediante electrobombeo. ya que todos han sucumbido al paso de los tiempos y a la violencia destructiva. éstos no aceptaron su regla y además hubo entre ellos un conato de conspiración para envenenarle.(173) La destrucción total de Montecasino Fundado en el año 529. El hundimiento constante de Rávena es la razón de que se encuentre a un nivel muy inferior sobre la cota del terreno en la actualidad. En el siglo XX. pero. No disponemos de ejemplos concretos de los monasterios más primitivos de la orden benedictina. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 215 el monumento funerario de Teodorico semienterrado. no dañaron afortunadamente la tumba de Teodorico. con un cierto aire romántico. separado por unos muretes. Allí le siguieron . solitario y frió. que tan seriamente afectaron a algunos monumentos de la ciudad. rodeado de vegetación. del que apenas sobresale del terreno la parte alta de los arcos del cuerpo inferior.

en el año 577 durante una época de anarquía bajo poder lomgobardo. aunque por poco tiempo. Estas ingentes obras emprendidas por el Papa Urbano V exigieron aportaciones eco- nómicas de otros monasterios benedictinos. que reconstruyó los edificios en tiempos del Papa Zacarías II. los normandos. que provocó el saqueo de Montecasino en el 883. El quinto abad de Montecasino fue testigo de la primera destrucción del monasterio. formada por dos hileras de diez columnas y un pavimento revestido de mosaicos. en que se levantó de nuevo el templo. la sala capitular. formando una comunidad que acató y siguió la Regula Sancti Benedicti de 73 capítulos. que en aquellas fechas ya era sede episcopal. El número de monasterios benedictinos fundados entre el año 520 y el 700 es asombroso. Debería tener por ello Montecasino el privilegio de estructurar un modelo arquitectónico monástico acorde con el tipo de vida religiosa y trabajo -Ora et Labora. Antes del Concilio de Constanza de 1415 se habían fundado no menos de 15. la abadía se convierte en árbitro del enfrentamiento entre los otones y los nuevos señores el Mediterráneo. la sacristía y los dormitorios. la biblioteca y un monumental refectorio. debida a un fuerte seísmo. que destruyó la nueva basílica y la mayoría de las dependencias monacales. entre otras razones porque el centro monástico más carismático de Europa ha sido también el más desgraciado. En aquel siglo de prosperidad la abadía fue muy modificada. futuro Papa Víctor III. especialmente. entrando en la órbita política normanda. Si lo fue en un principio no hay constancia de ello. un importante scriptorium y. La conocida como tercera destrucción de Montecasino se produjo el 9 de septiembre de 1349. durante el siglo XI. algunos de ellos añadidos y modificados después por sus seguidores. regresando a ella la comunidad benedictina. una nueva basílica. siendo visitada por Carlomagno en el año 787. La destacada personalidad del abad Desiderio.070 abadías que seguían la regla benedictina. Pero los cambios más profundos en el Montecasino de la Edad . Años después. Se consagró en el año 1071.que caracterizó a sus monjes. cuando el Imperio Carolingio la generalice y la imponga en Europa central. lo que ocasionó su invasión por el emperador Federico II en 1239. construyéndose el oratorio de San Martín y transformándose la primitiva iglesia en una gran basílica de tres naves. dejó huella en las construcciones del complejo. La reconstrucción de las ruinas se retrasó hasta la década 1357–1367.216 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA algunos jóvenes. En este violento periodo prerrománico se cons- truyeron defensas y se fortificó el monasterio. Hasta el 718 no volvió a renacer la histórica abadía. con un pórtico y torre campanario. Esta regla benedictina será acogida por la mayoría de los monasterios fundados durante la Edad Media. du- rante una etapa de paz sólo alterada por la aparición de la cercana expansión musulmana. la abadía recibió en donación un amplio territorio para su sustento. donde levantó nuevos edificios. En los albores del Románico. Durante el Renacimiento se restauró el claustro. la capilla meridional de la basílica.

PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 217 Moderna surgirán en 1627. con frescos de Luca Giordano. . que perdió su importante pinacoteca. expulsando hacia el norte a las tropas de ocupación alemanas. La ciclópea opera di recostruzione. En octubre de 1964 el Papa Pablo VI consagró la reconstruida abadía. Abandonado el monasterio por los alemanes. Nos parece improcedente recoger la larga nómina de arquitectos y artistas que parti- ciparon en estas obras.UU. en la persona de su embajador Harold Tittmann. El Vaticano había pedido formalmente que Alemania y los aliados evitaran la destrucción de la abadía. ya sin trascendencia histórica o artística alguna. decorada hasta la saciedad con ornamento de estuco barroco napolitano.. los archivos y la bi- blioteca de la abadía. durante el avance aliado hacia Roma. nunca pasaría a la Historia de la Arquitectura. como fue considerada.(175) Las obras. la Wehrmacht ocupó el monte y se hizo fuerte entre los escombros. pese al hostigamiento a que fue sometido por historiadores enemigos declarados del falseamiento artístico. cuando se inicia la barroquización de la basílica por Cósimo Fan- zago. pero el Secretario de Estado Cardenal Maglione acusó a los EE. la aviación norteamericana bombardeó la abadía reduciéndola a escombros. su posición natural como observatorio militar y la noticia infundada sobre su utilización como arsenal fueron las causas de la destrucción. Todo un cúmulo de malos entendidos y malas intenciones ocasionó el desastre. que realizó una reconstrucción mimética con lo anterior. pese al temor de los monjes de que aquel tesoro fuese llevado a Alemania. temiendo lo peor. de haber cometido una colosal equi- vocación y una enorme estupidez. Cuando acabó el bombardeo. Las tropas napoleónicas saquearían a finales del siglo XVIII todas las riquezas y ornamentos de la abadía. En 1692 se hizo la sillería del coro ligneo y en 1698 se instaló el órgano de Césare Catorinozzi. El Papa Pío XII mantuvo silencio. el 15 de febrero de 1944 en plena II Guerra Mundial. realizadas entre 1948 y 1956.(174) Cada destrucción ocasionó la pérdida de las huellas anteriores y. resis- tiendo allí durante tres meses que frenaron el avance aliado. siendo expoliado nuevamente el monasterio. En febrero de 1945 un grupo de monjes regresaron a Monte- casino. fue consagrada el 19 de mayo de 1727 por el Papa Benedicto XIII. Un conjunto monumental con semejante importancia histórica y artística. La nueva basílica. convirtiéndose en seminario diocesano y colegio laico. come era. fueron dirigidas por el ingeniero G. pero la noticia infundada de que se había transformado en una fortaleza causó su ruina. nombrándose por el Ministerio de Obras Públicas una comisión para la reconstrucción de la abadía. Breccia Fratadocchi. declarando a San Benito Patrón de Europa. Previamente. mandos católicos alemanes habían evacuado hacia Roma las reliquias. en el que se había ce- bado tantas veces el ángel restaurador. por si fueran pocas las intervenciones históricas que transformaron Montecasino. hasta llegar a la crisis de 1807 en que fueron suprimidas las órde- nes religiosas en Italia. se basó en el principio de dove era. A mediados del siglo XIX fue declarado Monumento Nacional.

ya que en el año 869 vol- vió a deteriorarse el templo acometiéndose una nueva restauración. consagrada el 27 de diciembre de 537. y otro consagrado en el 415. Conceptual y compositivamente. así como las columnas del templo de Heliópolis. acusó deformaciones ya en su construc- ción y no tardó más de veinte años en hundirse definitivamente debido a una serie de terre- motos entre 553-557. Los terremotos que sacudieron Santa Sofía no se limitaron al siglo VI. que previamente habían sido llevadas a Roma. ya que para aligerar su peso se realizó por medio de anillos de ánforas huecas engarzadas. Justiniano fue el artífice de la actual Santa Sofía. durante unas graves revueltas populares entre grupos del público del hipódromo. hasta que durante el reinado de Miguel VIII. Su sucesor. a finales del siglo XIII. la frágil estructura de Santa Sofía . volvieron a destruirlo. el primero. En 1204 el tem- plo fue saqueado por el ejército de la cuarta Cruzada. Finalmente. La obra tardó en construirse tan sólo cinco años. como co- lumnas procedentes de la ruina del templo de Artemisa en Éfeso. Cien años después. levantó el segundo templo. ambos destruidos. fueron precursores de Santa Sofía. cerrándose al culto durante décadas. En los siglos siguientes de la Edad Media. más baja que la actual. que fue consagrado en el año 360. A los desastres naturales hay que unir los daños ocasionados por los acontecimientos históricos. conocido como la Gran Iglesia. Isidoro el Joven construyó la cúpula actual.218 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA La transformación de Santa Sofía de Constantinopla Dos templos. al ser exiliado su patriarca San Juan Crisóstomo por el emperador Arcadio. del que sabemos que tenía cinco naves y varias entradas monu- mentales. Teodosio II. mientras que la bóveda muestra una decoración de mosaicos. sino sobre una galería de arquerías. más elevada que la primera. quedando aún en las pechinas imágenes de serafines. no apoyada sobre muros sólidos. El primer templo basilical fue incendiado por los propios fieles. que recoge iconografías de las religiones católica e islámica. Uno de los problemas que debieron encontrar los arquitectos Artemio de Tralles e Isidoro de Mileto. Para construir Santa Sofía se utilizaron materiales nobles traídos de otros lugares. dirigiendo a cien maestros y diez mil operarios. un nuevo temblor derribó la cúpula del ábside. los muros están recubiertos con placas de mármol. obra del emperador Constancio. o de Baalbek. fue la resolución de la cúpula debido a sus 31 m de diámetro y el hecho de parecer suspendida en el aire. diez meses y cuatro días. Santa Sofía es una basílica a la que se ha ensanchado la nave central. cubierto todo con tejas ligeras fabricadas en Rodas. El sistema de apoyo de las cúpulas fue una novedad en el siglo VI. hasta conseguir un enorme espacio centralizado y diáfano. que tuvo que restaurar el arquitecto Tridate. reforzando la estructura con los cuatro gruesos contrafuertes o machones exteriores. En el reinado de este monarca. la cúpula primera. el arquitecto Ruchas volvió a res- taurarlo de nuevo. En el interior.

(178) Al realizarse excavaciones en ese año. se descubrieron los cimientos de la segunda basílica. con tribuna para uso del emperador. Restos históricos demuestran que había sido construida colindante con la pared norte de un basilica dedicada a S. como reconocen los viajeros que la visitaron a principios del sigo XV. Santa Sofía se convirtió en museo por decisión de Ata- turk. Pedro y S. de quince metros. pero ha sido considerada como el edificio precursor de Santa Sofía. No se han encontrado do- cumentos que lo demuestren. entre cada par de pilares se intercalan dos columnas que rematan en capiteles de cesto. otro del sultan Bayezid y los otros dos obra del ar- quitecto turco Sinán. tiene una cierta complicación al no apoyarse sobre pechinas y estar formada alternativamente por dieciséis . todos ellos de los siglos XV y XVI. los turcos transformaron Santa Sofía en mez- quita. Cambios de uso en los templos bizantinos La iglesia de San Sergio y San Baco fue construida entre los años 527 y 536. siendo convertida por la emperatriz Teodora en monasterio femenino de los monofisitas. Entre las restauraciones siguientes destaca la obra del arquitecto suizo Gaspare Fossati. uno del sultán Mehmed. añadiéndole los minaretes de las esquinas. que en el siglo XIX eliminó el recubrimiento de los mosaicos. en que se cubrió con yeso aquellas figuras que entraban en con- tradicción con el Islam. Pablo. Pero serán los minaretes los que matizen el aspecto actual al templo. sin que se localizara peligro alguno. Las dos iglesias compartieron un patio al oeste y fueron rodeadas por los edificios del monasterio monofisita. Mientras las naves laterales se unen entre sí a modo de anillo circundante del espacio central. mientras que las figuras de ángeles y la imagen de Jesucristo fueron destruidas. También desviaron la orientación del culto hacia la Meca. Tras la conquista de Constantinopla en 1453. que acabaron proporcionándole un deplorable aspecto.(177) La permanente sospecha de fallos en la estabilidad motivó la constitución de un comité técnico en 1926 para estudiar la consistencia real del edificio. Al principio no tocaron los mosaicos que cubrían muros y cúpulas. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 219 siguió sufriendo desperfectos y numerosas restauraciones. anterior al templo actual. hasta el siglo XVI. Muchos de los mosaicos de la iglesia fueron destruidos o recubiertos con yeso. con la construcción de nuevos elementos litúrgicos orientados. Es un edificio de planta cuadrada. al comprobar la solidez de sus cimientos sobre roca. en el que se inscribe un octógono cubierto por medio de una cúpula gallonada que apoya sobre ocho gruesos pilares. La cúpula. En 1935. en el palacio Hormisdas como capilla palatina. restaurando también otras partes del edificio. para revestirlos de nuevo y pintar deco- raciones al fresco.

Un primer templo dedicado a Santa Irene fue construido en el siglo IV. el principal eunuco del harén del sultán Beyazit II. Sin embargo. junto a las termas y parte del palacio imperial. aunque fue consagrada . y fue erigido como dedicación a la Santa Paz del Imperio. durante el reinado de Constantino. siendo sustituidos por pinturas decorativas musulmanas que aún se conservan. que la convirtieron en su arsenal. como fue el caso de Santa Irene. su situación precaria ha obligado a incluir el templo en el año 2000 entre los 100 monumentos del mundo en peligro. durante el reinado de Mahmud II. Se le arrancaron los mosaicos y los muros quedaron descarnados. De ese tiempo apenas se han conservado edificios en Costantinopla. como los Santos Apóstoles (536-546) y Santa Irene (532). En el siglo XX se refor- mó y restauró para convertirla en salón de conciertos. se llevaron a cabo grandes cambios en la ciu- dad. El uso religioso por los otomanos forzó la desaparición de sus mosaicos. En el año 2006 se sometió a una profunda restauración. El viejo templo fue dañado por los terremotos de 1648 y 1763. Irene. El edificio fue reformado en el siglo XVIII. pintándose en su lugar los arcos y las cúpulas con sencillas formas decorativas. que sería quitada en las restauraciones del siglo XX. y entre ellos la reconstrucción de los templos. Para su construcción se tomó como modelo la iglesia de los santos Sergio y Baco. La conservación de San Vital de Rávena San Vital de Rávena fue construida por el obispo Ecclesius (521-532).(179) El edificio está situado a un costado de Santa Sofía. La guerra del 532 redujo a cenizas la primera Sta.220 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA elementos planos y curvos. Desde 1503. El cercano trazado del ferrocarril eliminó los restos de la basílica colindante de San Pedro y San Pablo en 1860. siendo reparado en 1831. cuyo retrato aparece en la semicúpula del ábside con el patrocinio del banquero Juliano. transformándose la topografía del lugar. suponiendo para Bizancio lo que en la antigua Roma era el Ara Pacis. Al caer Constantinopla en el año 1453. convirtiéndola en un baño público. A lo largo del reinado de Justiniano (527-565). que inicialmente fue ocupada por las tropas jení- zaras. para perder luego estos revestimientos y dejar vistos los muros de ladrillo. con ventanas abiertas en los tramos planos. En aquel periodo se le agregó el nártex y se construyeron veinticuatro celdas exteriores. la iglesia fue convertida en mezquita por Hussein Aga. tras la conquista turca de Constantinopla. se han producido modificaciones del original en puertas y ventanales. aunque sin renunciar a la planta basilical con la nave central ensanchada y cubierta con cúpulas. Su nuevo nombre como mezquita fue Küçük Ayasofya (pequeña Santa Sofía). Pese a mantenerse estructuralmente intacto. El gran visir Ahmed Pasa le agregó una escuela primaria en 1740 y la fuente de las abluciones. revocándose exteriormente en el siglo XIX. no todas las iglesias se transformaron en mezquitas.

y un profundo presbiterio cuadrado con ábside saliente. Sergio y S. una para los hombres y otra para las mujeres. apoyando sobre las ocho es- quinas del espacio central. teniendo continuidad en la Edad Media con las iglesias templarias y otras construcciones similares. Como en tantos edificios de Rávena. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 221 el 21 de septiembre de 547 por el obispo Maximiliano. San Vital tiene una tribuna sobre el pasillo anular. sobre el deambulatorio. que deforman el perfil volumétrico del templo. debido a posibles fisuraciones de la cúpula. abriendo una puerta románica de ingreso directo a la iglesia para los laicos.(180) La decoración de la cúpula también se sustituyó con elementos . Como las iglesias bizantinas. aunque no está demostrado que San Vital sea posterior. Los empujes de la cúpula se contrarrestan desde el exterior por medio de arbotantes y pequeños cuerpos adosados que impi- den ver en su totalidad el perfil del edificio. no siendo el original. con un núcleo central octogonal. al que se accede por sendas es- caleras situadas a los lados del nártex que. En un periodo incierto. los problemas con la capa freática del terreno obligaron a elevar el pavimento de San Vital en el siglo XVI. Éstas debían entrar por la nave de la epístola y. perdiendo altura el edificio y ocultando las basas de las columnas. está situado de forma oblicua respecto al eje de la iglesia con dos puertas. según la práctica bizantina. A los pies hay un amplio atrio con torres laterales. situado en el piso superior. aunque haya sufrido diversas restauraciones y reformas. El edificio tiene bastantes similitudes con el templo de los santos Sergio y Baco de Costantinopla. capiteles bizantinos. Entre los pilares centrales se desarrollan exedras con pantallas curvadas hacia el anillo perimetral. mosaicos y pinturas al fresco. posiblemente en la baja Edad Media. donde se encuentran los famosos grupos de Justiniano y Teodora con sus respectivas cortes. se colocaron los arbotantes exteriores de la cúpu- la. Baco o al desarrollo poligonal de San Vital. cubierto con cúpula apoyada en ocho pilares y sus correspondientes arcos. mármoles ensamblados. Forma parte del grupo de templos cristianos de planta centrada. que van desde la planta basilical cuculiforme de San- ta Sofía o Santa Irene hasta el templo centrado de S. Los muros se realizaron con aparejo de ladrillo. convierten a San Vital en el mejor exponente de aquel periodo artístico. añadiendo igualmente un campanario en el siglo XIII que se derrumbó en el siglo XVIII. asistir a las ceremonias desde la tribuna o matroneum. En el siglo X se instaló junto a la basílica una comunidad benedictina que transformó el atrio del templo en el claustro del mo- nasterio. si estaban casadas. La decoración interior. Podría entenderse como el intermedio de la cadena de los templos circulares que desde Santa Constanza llevan a la Capilla Palatina de Aquisgrán. La cúpula se construyó con el sistema bizantino de vasijas huecas. La tribuna dispone de palcos reservados a las altas jerarquías civiles representantes del emperador. Son de especial interés el pavimento y las decoraciones de mosaicos de las paredes del coro con su bóveda y la del ábside. con gruesas juntas de mortero. Tipológicamente este templo de planta centrada es el último eslabón de la serie de edificios bizantinos.

ni tampo- co a un edificio concreto de Oriente o de Occidente. muy deteriorados. haciendo coincidir su planta con los ejes del trazado de la ciudad. elevadas sobre los distintos tramos de las naves.(181) Afortunadamente. cuando. a lo que habrá que añadir el exotismo que acompaña a las sobrecubiertas bulbosas que se le añadieron en la Edad Moderna. El . realizada en madera con el mismo número de cúpulas. la influencia de su arquitectura se extendió hacia Rusia. La restauración barroca de Santa Sofia de Kiev Según la tradición. testimonio de una importante etapa artística de la vida del templo. la nueva catedral de Kiev. alterando el diseño original. Santa Sofía de Novgorod. En 1929 Renato Bartoccini restauró el pavimento eliminando los problemas freáticos y resti- tuyendo a su altura los casi 80 cm de desnivel que se habían cegado en el siglo XVI. con características que igualmente habrá de tener. No se colocó la primera piedra hasta el año 1037. de ahí que los historiadores del arte ruso hagan hincapié en la nueva personalidad artística de esta arquitectura. Las manipulaciones de la cúpula central se completaron con la realización del fresco de Gandolfi. con restauraciones. Se construyó con planta basilical de cinco naves que remataban en otros tantos ábsides y un deambulatorio que envolvía al templo. durante los siglos X y XI. incluida la portada románica así como el mobiliario barroco. siempre se ha creído que fue proyectada para competir con Santa Sofía de Constantinopla en el nuevo estado cristiano de Kiev. el interés de arqueólogos e historiadores por el arte cristiano de la Alta Edad Media trató de recuperar el aspecto primitivo del templo. instalando un sistema de drenaje. También sobre el arco del ábside se abrió una triple ventana. no se eliminó el fresco del XVIII de la cúpula. pocos años después. junto con otros siete edificios de Rávena.(182) A Bartoccini le sucedió en los años treinta el restaurador Corrado Capezzuoli.222 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA heráldicos sobre las pechinas durante el barroco. Barozzi y Guarana. creado tras la evangelización de la región y el bautismo de Vladimir en el año 988. Santa Sofía. Puede decirse que Santa Sofía de Kiev se convertirá en el modelo a seguir por edificios pos- teriores del arte ortodoxo ruso. algunas agresivas y discutibles. También se restauraron los arcos rampantes exteriores. el duque Vladimir de Kiev adoptó como religión el cristianismo. aunque el trasfondo político de una alianza hay que buscarlo en la amenaza común que suponía la expansión de los búlgaros. no se ciñen a un modelo exclusivamente bizantino. Era la segunda Edad de Oro del arte bizantino. que continuó la reforma purista. se instalaron ventanales paleocristanos y se reabrió la entrada original a través del claustro. con- vencido por sus embajadores ante la corte de Bizancio cuando quedaron admirados por la belleza de Santa Sofía. El templo fue declarado por la UNESCO. En el siglo XIX. con el fin de favorecer la circulación interna. según se aprecia en fotografías antiguas. Patrimonio de la Humanidad en el año 1996. Se eliminaron todas las estructuras añadidas con posterioridad. Sus cúpulas.

“Los Años Santos y las Basílicas Jubilares”. restaurando en estilo barroco las zonas altas del edificio. Págs. La transformación del aspecto exterior de Santa Sofía no afectó al lujo decorativo de su inte- rior. Antes de abandonar la ciudad las tropas soviéticas minaron la ciudad y destruyeron las calles principales.. “Borromini”. poco antes de que el Imperio Ruso unificara de nuevo todo el territorio en 1793. 152. Alonso. Pero importantes intervenciones modificaron sensiblemente la imagen y el perfil exterior del original bizantino. En la restauración que siguió al desastre puede apreciarse cómo se con- servaron a la vista restos de los muros del ábside originales bizantinos. colocando cubiertas bulbosas encamonadas y revocando los muros exteriores. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 223 edificio lo levantó en ladrillo un artista enviado desde Bizancio. M. construidos en ladrillo. A Coruña 2003. . cuando se redactó un plan para transformar su solar en un parque dedicado a los héroes de la guerra de Crimea. perdiendo la función reli- giosa y quedando abandonada. para convertirlo en museo histórico y arquitectónico. Anthony. sin que podamos documentar los daños sufridos por la catedral de Santa Sofía. dejando el centro de la ciudad sistemáticamente incendiado y destruido. inmortalizada en la composición de Mussorgsky Cuadros de una Exposición. la ciudad histórica fue parcialmente arrasada. que se mantuvo inalterado durante siglos. “Roma Capital: Invención y construcción de la ciudad moderna”. Notas capítulo 5 150. El 19 de septiembre los sitiadores germanos entraron en Kiev. dependiendo espiritualmente del patriarcado de Costantinopla. con una organización parroquial que llegó a contar con 400 iglesias en la misma Kiev.(183) La Revolución Rusa se cebó con Santa Sofía. Madrid 1982. Ramón. Barcelona 1925. Éste era su destino cuando las tropas alemanas sitiaron Kiev en 1941 durante la Segunda Guerra Mundial. quedó destruida.E. llegando a proponerse su derribo en plena campa- ña antirreligiosa. Pág. entre 1917 y 1920. Se inició en 1633 un periodo de transformaciones que modificaron sensiblemente su aspecto exterior. donde permaneció el ejército de ocupación hasta su retirada en noviembre de 1943. afectando a edificios des- tacados. aunque las autoridades soviéticas se incautaron del templo. Tras un concienzudo bombardeo aéreo du- rante el mes de junio. La primera transformación debió producirse tras el ataque mongol a Ukrania en el año 1240. 244. así como los edificios oficiales e iglesias. La Gran Puerta de la muralla medieval. Págs 16 -17. Será ya en el siglo XVII cuando el arzobispo metropolitano la reclame para el culto. El esfuerzo de historiadores y científicos impidió el derribo. cuando en 1667 Polonia y Rusia se repartieron el te- rritorio ucraniano. con diseño del arquitecto italiano Octaviano Manchini.P. Blunt. Las obras no se terminarían hasta 1740. 151. 144 – 149. J.

173. 212. En su origen era. Susana. Armellini. M. Perícoli. Barbacci. 89. 183. 177. Gailhabaud. Roma 1956. Iñiguez. “Il restauro dei monumento in Italia”. 161. Roma 1956. Barbacci. 171. Marguillier. Pág. Madrid 1999. 28. “Teoria e storia del restauro”. Roma 1956. “La riconstruzione del Patrimonio Artístico Italiano”. Estambul 1989. Roma 1970. Mariano. 178. Julio. Pág. “Il restauro dei monumento in Italia”.. Roma 1956. J. Roma 1956. 263. “Del restauro estilístico al restauro crítico” en Teoría e historia de la rehabi- litación. 27. Constantinople: As recently restored by order of H. “Teoria e storia del restauro”. Alfredo. Pág. “Síntesis de la Arqueología Cristiana”. Roberto y otros. 170. Págs. Barbacci. 71. Roma 1956. “Los Años Santos y las Basílicas Jubilares”. Gailhabaud. M. Roma 1967. “Il restauro dei monumento in Italia”. Gaspare. “Il restauro dei monumento in Italia”. Mora Alonso. 37. 154. “Il restauro dei monumento in Italia”. “Il restauro dei monumento in Italia”. Roma 1956.E. 25. exteriormente. “Il restauro dei monumento in Italia”. Alfredo. Barbacci. Roma 1970.P. M. 172. 110. Alfredo. Barbacci. París 1919 167.. “Il restauro dei monumento in Italia”. “Saint Sophia Museum”. “Sainte Sophie”. 174. Sabahittin. 179. 164. 10. Rávena 1977. Barbacci. Antonio. 181.224 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 153. 168. Barbacci. Pág. Carlo. Alfredo. Págs 29 – 30. 163. Steven. 191. “Il restauro dei monumento in Italia”. 162. 161. “Il restauro dei monumento in Italia”. Barbacci. Alfredo. Pág. Ceschi. Estambul 1964. Dell’Omo. 166. Runciman. Ávila 1977. Roma 1950. Alfredo. “Il restauro dei monumento in Italia”. 89. Alfredo. Madrid 1845. Pane. 155. Feridun. 175. 169. 111. 156. Madrid 1845. Julio. Barcelona 1925. Pág. Alfredo. Pág. 176. “Il restauro dei monumento in Italia”. Roma 1956. Págs. Fossati. Allenov. “Monumentos Antiguos y Modernos”. Pág. Ceschi. Alfredo. “Monumentos Antiguos y Modernos”. Türkoglu. M. Barbacci. “Los Años Santos y las Basílicas Jubilares”. London 1852. “Bizancio. 181. 37. Madrid 1998. “Le Chiese di Roma dal secolo IV al XIX”. Alfredo. que fue sustituido en épocas posteriores por la actual piedra blanca. 61. 165. . Pág. Pág. Según este autor del primitivo edificio bizantino no quedan más que los restos visibles en el muro de los ábsides. 28. Cecilia. Montecassino 1999. una obra de ladrillo con grueso mortero rojizo. Pág. Barcelona 1925. Pág. Auguste. Carlo.. 180. Bilbao 1988. 160. 3. Pág. 159. Roma 1956. Pág.P. 27. 268 . Pág. 43. “Aya Sofia. Estilo y civilización”. Alfredo. Barbacci. Pág. Pág. Roma 1891. Pág. 182. Pág. the sultan Abdul-Medjid”. 158. Barbacci. Roma 1956. “La destruction des monuments sur le front occidental”. 157. Milkhaill.. R. Pág. Roma 1956. “Montecassino: Un’abbazia nella storia”. Farioli.E. “San Pablo Extramuros”.269. “Ravenna romana e bizantina”. 159. Roma 1956. 25-26. “Arte Ruso” en Summa Artis Tomo XLIV. Alfredo. Dirimtekin. Pág. Barbacci. Pág.

Proyecto para la logia de San Juan de Letran en 1590 (grabado de Domingo Fontana) 162. tras la restauración de Borromini ( foto Album Roma) 161 162 . San Juan de Letrán antes de la reforma renacentista (grabado del siglo XVI) 161. San Juan de Letran con el antiguo ábside. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 225 160 160.

Vaticano) 165. Fuga. (foto Fot. Fuga (foto de 1860) 166. Interior barroco de Santa Maria la Mayor reformado por F. Italia) 163 164 165 166 . Santa María la Mayor. antes de la reconstrucción barroca (dibu- jo Arch.226 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 163. Naz. Proyecto para trasladar mecánicamente el abside en San Juan de Letran (ilustración de A. fachada en el siglo XVI. Fachada de Santa Maria la Mayor por F. Busiri 1878) 164.

La basílica ecléctica de San Pablo inundada en 1915 (foto Pie- 169 tro Poncini) 170 . Basílica San Pablo destruida tras el incendio de 1823 (dibujo de Luigi Rossini) 168. (foto F. Naz. San Pablo en restauración sin portico en 1865. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 227 167 168 167. Reconstrucción completa de San Pablo con la torre medieval aun en pie (imagen de 1831) 169. Italia) 170.

Alinari) . B. María en Trastévere en el siglo XVII ( grabado de G. Santa Maria en Trastévere transformada en 1890 (foto Hnos. Basílica de Sta. Falda) 172.228 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 171 172 171.

Eliminación de la decoración barroca interior en Sta. Naz. Transformación de Santa María en Cosmedin en 1899 con la nueva fachada (foto F. María en Cosmedin (foto de 1895) . PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 229 173 174 175 173. Santa María en Cosmedin con la fachada barroca de José Sardi (foto Inst. Art Londres) 174. Italia) 175.

con el ábside barroco (foto James Anderson) . Destruccion de la basílica de San Lorenzo bombardeada en 1943 ( foto M. Basílica de Santa Sabina sin restaurar hacia 1870. Publica Istruzione) 177.230 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 176 177 176.

PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 231 178. San Apolinar Nuevo. San Apolinar Nuevo de Rávena destruida en 1916 (fuente Auguste Marguillier) 179. con el ábside barroco. Postal) 179 . antes de su 178 eliminación en una restauración reciente (foto T.

antes de restaurar (foto T. Mausoleo de Gala Placidia semienterrado antes de restaurar (foto de 1900) 184.232 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 180 181 182 183 184 180. Mausoleo de Gala Placidia con el pavimento elevado. Art Londres) 183. Templo de Santa Costanza confundido con el templo de Baco en 1756 (grabado de Piranesi) 182. Santa Constanza de Roma en 1880 con pinturas barrocas (foto Inst. Postal) . Estado de abandono de la basílica de San Apolinar en Classe en 1896 (foto Petit) 181.

hundido y con edificios adosados en 1740 (dibujo de Piranesi) 186. Mausoleo de Teodorico en Rávena.W. Art Londres) 187.) 185 186 187 188 . Mausoleo de Teodorico.H. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 233 185. Destrucción total de Montecasino bombardeado en 1944 (foto S. con escaleras y excava- do en la restauración de 1850 (foto Inst. Abadía de Monecasino (grabado del siglo XVIII) 188.

Santa Sofia islamizada hacia 1870 (foto J.234 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 189 190 191 189. Art Londres) . San Sergio y San Baco transformado en mezquita (foto Inst. Pascal Sébah) 191. Vista de Costantinopla anterior a la conquista otomana (dibujo del siglo XV) 190.

Art Londres) . Exterior de Santa Irene usada como arsenal militar en el siglo XIX (foto Inst. San Sergio y San Baco con los baños públicos en su nártex (foto de 1930) 193. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 235 192 193 192.

Deterioro interior de Santa Irene hacia 1900 (foto R. Lockett) 195.236 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 194 195 196 194. San Vital de Rávena en 1896. Cúpula de San Vital de Rávena con pinturas del siglo XVIII (foto de 1980) . antes de la reforma y transformación exterior (foto Petit) 196.

Web) . Restauración de la catedral de Kiev. dejando vistos los 199 restos del muro bizantino original en ladrillo (foto P. La torre de Santa Sofía asoma entre el humo (fuente Andrew Gregorovich) 199. Maqueta de Santa Sofía de Kiev. Estado anterior a 1633. 198. PALEOCRISTIANISMO Y BIZANCIO 237 197 198 197. Bombardeo de Kiev en 1939. en que fue transformado el aspecto exterior del tem- plo bizantino.

This page intentionally left blank .

la Capilla Palatina fue rodeándose de construccio- nes más modernas.(184) Sus autores.Capítulo 6 PRERROMÁNICO Nuevo aspecto de la capilla palatina de Aquisgrán Formando parte del palacio de Carlomagno en la ciudad de Aquisgrán se encuentra la Capilla Palatina. según la tradición. De todo ello sólo queda en pie el templo centrado prerrománico. góticas y renacentistas que la desfiguraron bastante. debería ser la nueva Roma de la Alta Edad Media. Arquitectónicamente. el mismo término que se usará en adelante para definir los pequeños oratorios. de donde derivaría. en un intento de recomponer la unidad del Imperio Romano. Con el paso del tiempo. la Capilla de Aquisgrán está relacionada con la iglesia bizantina de San Vital de Rávena. una capilla de planta oc- togonal y dos capillas simétricas de tipo basilical alineadas en el eje transversal del templo. debieron contar con artistas italianos. San Sergio y San Baco. Eudes de Metz y Eginhard. con una profunda tradición clásica. la romana Aquae Grani. construida más de doscientos años antes. de donde copió la posición del trono regio en la tribuna alta. También recuerda Aquisgrán a la capilla palatina de Bizancio. El presbiterio es gótico. donde el emperador levantó su conjunto real. Carlomagno la mandó construir para guardar una reliquia de la capa de San Martín (capella). La ciudad. la gran sala de audiencias. formado por el palacio. ya que la arquitectu- ra en la región era mayoritariamente en madera. . construido a finales del siglo VIII y consagrado por el Papa León III en 805.

transformándose el templo en basilical. Fue declarada Monumento Histórico en 1839. en absoluto. Los mosaicos interiores se revocaron ocultándolos en el siglo XVIII. El aspecto variado de su torre con aguja neogótica. (185) Las dependencias civiles que unían la Sala Regia y el templo se reconstruyeron en 1965 por el arquitecto Leo Hogot. la rotonda con la cúpula y linterna o templete. obispo de Orleáns. También le cambió sensiblemente la torre. Esta restauración del si- glo XIX fue considerada por los historiadores (Conant. Chueca) como “ignorante y brutal”. cuando se incendió. teólogo y poeta del siglo IX.(186) . en el Departamento francés de Loiret. a pesar de las protestas que en su día planteó la Sociedad Francesa de Arqueología. En el siglo XIX se alargó la nave. Se consagró el 3 de enero de 806. utilizándose para ello granito de Assuán. Tampoco faltó la transformación historicista en el interior durante el siglo XIX. dedicándose a San Germán y a Santa Genoveva. siendo profusamente restaurada entre 1867 y 1896 por el arquitecto Juste Lisch. Construida por Teodulfo. una de las más antiguas de Europa. siguiendo un prototipo de templo común en la región de Armenia. colocando una cúpula que no tenía. siendo restaurados. Las columnas originales de su interior fueron expoliadas durante la ocupación francesa en las Guerras Napoleónicas y llevadas a París. familiar de Carlomagno. La primera transformación la sufrió en el año 854. con interven- ciones de 1881 que. entre cuyas intervenciones se encuentra la transformación de la cabecera eliminando los absidiolos laterales. no permiten adivinar. que ocultan en su interior el más importante monumento prerrománico de Europa. con piezas de porcelana en 1841. cambiando de nuevo su planta. Transformaciones en “Germigny des Prés” Junto a Orleáns. declarado en 1978 Patrimonio de la Humanidad. pero muchas de ellas debieron ser reconstruidas a partir de 1840. siendo saqueada varias veces por los normandos. se levanta la iglesia carolingia de Germigny des Prés. en palabras de Chueca: “son tan excesivamente perfeccionistas que le hacen perder la sensación de viejo monumento que tanto valora nuestra sensibilidad actual”. los huecos y la cubierta. su altura. no existente en 1881. En el siglo XV se le añadió una nave y el en el XVI se destruyó el ábside occidental. limpiándose de nuevo en 1820. junto con la nave gótica.240 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA mientras que la cúpula fue peraltada al exterior con una cubierta cupuliforme renacentista. increíblemente. Tenía originalmente forma cruciforme con los brazos iguales. perdiéndose los restos de los revestimientos originales de pinturas y aplacados de mármol. Algunas fueron recuperadas después.

Entre 1952 y 1983. Esto explicaría la división en dos partes del plano de la iglesia alta. aunque con dificultades cronológicas y de catalogación estilística. dejando la iglesia. situada en lo alto de la pequeña villa de Casteil. En 1483. Don Bernard de Chabannes acabó la restauración y restableció la vida monástica. Son dos iglesias de igual planta. con tres naves y bóvedas de cañón prolongadas en los ábsides. Ese año el Obispo de Perpiñán cedió el conjunto a una comunidad religiosa católica llamada La comunidad del León de Judá y el Cordero Inmóvil. Fue consagrada en 1009. está sostenida por columnas de granito. el crecimiento de la abadía que se convirtió en uno de los principales monasterios de la región. como complejo monástico puesto a disposición de los cluniacenses por el conde Guifredo II de Cerdaña. como claro precedente del Románico primitivo. junto a voluntarios que realizaban el mantenimiento de la construcción. superpuestas. PRERROMÁNICO 241 La ruina de San Martín de Canigó La abadía benedictina de San Martín de Canigó. Departamento francés de los Pirineos Orientales. De 1902 a 1932 el obispo de Perpiñán recogió de las ruinas y de sus alrededores todos los elementos dispersos del templo y monasterio. como ocurrió en San Miguel de Cuixà. se mantienen las columnas monolíticas y las bóvedas de cañón continuas de la iglesia superior. que posteriormente cambio su nombre a Las Beatitudes.(187) La parte oriental de las iglesias superpuestas es la más antigua y la primera en consagrarse. aunque no pertenezca todavía a la ar- quitectura románica. En los tramos occidentales de la iglesia inferior aparecen poderosos pilares cruciformes y las tres bóvedas de cañón quedan reforzadas por arcos fajones. rápidamente. Hasta 1987 habitaba el monasterio el monje benedictino Bernard de Chaban- nes. constituyendo uno de los primeros edificios cubiertos completamente por bóvedas de los Pirineos. se alza sobre un pico rocoso en el macizo del Canigó. con toda su complejidad. Las donaciones de los condes de Cerdaña impulsaron. En los discursos de ingreso en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando . completamente arruinada. rivalizando con los de San Miguel de Cuixá y Arlés. La iglesia inferior. Fue construido entre los años 1001 al 1009. empezando su recons- trucción. contrariando así el deseo de su restaurador de volver a ver allí una comunidad de benedictinos. con los muros y bóvedas. La iglesia se amplió con un claustro cuyos capiteles datan de los siglos XII y XIII. Búsqueda de la identidad perrománica en España Durante la segunda mitad del siglo XIX se inició el estudio de los periodos y fases del Prerromá- nico español. o cripta. en cambio. un terremoto destruyó el monasterio. Los problemas de equilibrio que supone esta superposición de dos cons- trucciones abovedadas obligaron a modificar la traza inicial.

mozárabe o asturiana. en otros se cambiaban las cubiertas de madera por bóvedas. aplicando nuevos conceptos teóricos sobre la restauración y los monu- mentos. en 1919. En unos se des- encalaban los edificios. que parecen estar destinados.(188) El estilo visigodo fue pronto concretado como gótico (de godos). por un lado el mero aspecto filológico para identificar estos edificios y sus posibles ancestros paleocristianos. en Mazote o en Lebeña. como Santa Comba de Bande. más que a proteger el edificio. El debate reapa- recería después. El segundo problema era el de identificar los modelos estructurales originales en fábricas muy transformadas por el paso de los siglos.(189) Similar situación ocurría con el Prerrománico Asturiano. En unos casos se tiraban las bóvedas y se reconstruían cu- biertas de madera. inexistentes entonces. mientras en otros se fragmentaban todas las vertientes. Cuando parecía que habíamos aceptado. La publicación de estos edificios en Monumentos Ar- quitectónicos de España y su declaración como Monumentos Nacionales levantó un inusitado entusiasmo hacia lo que entonces se consideraban descubrimientos para el Arte. todavía en 1930. caso de la iglesia de Melque. frente al término mozárabe. reconstruirla. para tener una idea completa de aquel rico patrimonio. Lo normal era desmontar una iglesia. como ocurrió en San Pedro de la Nave. La falta de una metodología para estudiar y reconocer cada etapa generó dos problemas. espe- cialmente al proyectar las restauraciones. Lam- pérez. una nueva obsesión por buscar autenticidades se ha cebado sobre este patrimonio. aunque no todas las asignaciones del maestro fuesen correctas. tras la desaparición del orden romano en la península. proponiendo el término ojival para lo que hoy denominamos gótico. Hubo que esperar a la publicación de Iglesias Mozárabes de Gómez Moreno. llevó a extremos muy discutibles en transformaciones radicales de iglesias. al discutirse como más propias las defini- ciones de arte de repoblación o arte fronterizo. aunque algunos edificios no fueron clasificados como tales hasta mu- cho después. La teoría del prerrománico fraccionado en planta y en volumen. sin saber a ciencia cierta si era visigoda. También se marcó la diferencia entre términos de confusa aplicación entonces. Esta ambigüedad generó no pocos problemas en los arquitectos y arqueólogos de la época. como mozárabe y mudéjar. a regañadientes. usaba el término latino bizantino de forma generalista. Esto ocasionó una auténtica manía por crear unos tipos prerrománicos.242 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA de aquel periodo encontramos los primeros debates y propuestas para diferenciar las distintas etapas artísticas. pero sin fijar claramente las arqui- tecturas concretas de cada periodo. quitarle todos los añadidos. a justificar intervenciones radicales y en algunos casos estrafalarias. como fueron los casos de Melque y Priesca. para identificar los rasgos orientales de esta arquitectura. en la segunda mitad del siglo XX. . en otros se encalaban. que hoy tenemos que observar con ciertas reservas. En unos se unificaban las cubiertas. reformarla y transformarla. la imagen gestada en numerosas restauraciones de nuestra arquitectura prerrománica.

Cien años después. En el siglo VIII. como Quadrado en 1852. Esta pequeña basílica forma parte del conjunto de edificios visigóticos conservados en la meseta norte. sin que quedara rastro de los ábsides laterales. Hoy día no existe certeza sobre la forma que debió de tener el edificio original. Lo que sí está claro es que su cabecera tuvo tres ábsides planos cubiertos con bóveda de cañón con sección de herradura. El arquitecto provincial Pablo Espinosa Serrano escribía en 1853: “. de donde deriva su topónimo. y sus planos fueron reproducidos en las láminas de la colección Monumentos Arquitectónicos de España. quedando como simple ermita a partir del siglo XVII. En el siglo XIX. hallándose varias piezas de bronce visigodas del siglo VII. la basílica fue parcialmente destruida y su feligresía abandonada. Las excavaciones llevadas a cabo en los años 1956 y 1963 dieron con una necrópolis medieval de 58 tumbas al NO de la iglesia. una de las zonas con mayo- res restos visigodos de la península. La basílica de San Juan de Baños fue parroquia hasta el siglo XVI. Además. La curación de una enfermedad renal del monarca por efecto de sus aguas motivó la edificación del templo dedicado a San Juan Bautista. en el siglo XVIII. durante la dominación musulmana. Baños y la basílica pertenecían al patrimonio de la reina Doña Urraca... aún así.solo existen los . Son pequeñas iglesias de planta basilical o en cruz griega. PRERROMÁNICO 243 Los cambios de San Juan de Baños La iglesia visigoda de San Juan Bautista en la localidad palentina de Baños de Cerrato fue de- clarada Monumento Nacional el 26 de Febrero de 1897. Madrazo en 1864 o Rada y Delgado en 1870. Durante la época gótica y luego.60 m de altura en su nave central. San Juan es de modestas dimensiones. se cerraron los huecos intermedios convirtiéndose en capillas cubier- tas con bóvedas de crucería. cubiertas con estructuras de madera o con bóvedas de cañón. 20 m de largo y 8. separados en planta por espacios vacíos entre ellos. como refleja un grabado del año 1845. A partir del siglo IX Balneos es repoblada. su destino se orientaba a una reducida población. en que se edificó la actual iglesia parro- quial de San Martín. arquitectos y arqueólogos se interesaron por el edificio. El templo ha sufrido múltiples reformas y. como lo confirma la necrópolis localizada en sus alrededores. subsiste la lápida de dedicación del templo por parte del rey visigodo Recesvinto en el año 661. con la cubierta de madera caída. caracterizándose todas ellas por el uso del arco de herradura. a no ser parte de sus muros. Probablemente. Diversos estudiosos. pasando posteriormente a ser propiedad de diferentes señoríos y teniendo como usufructuarios a los monjes de San Isidro de Dueñas. San Juan de Baños estaba en ruinas. una notable porción de su primi- tiva estructura visigótica original se conserva intacta. A pocos metros al sur del edi- ficio se hallan lo que fueron termas romanas y posteriormente una fuente medicinal (Baños).

mientras que los restantes muros ex- teriores corresponderían a obras posteriores de reforma o reparación. Aníbal. con prudencia y sin reconstruir nada.(191) con la singularidad de contar con “acta de nacimiento” escrita en piedra y perpetuada sobre el arco triunfal del edificio. los complica con añadidos confusos e injustificados. la nave sobre columnas y la capilla absidial. Con las excavaciones realizadas se pudo recomponer la planta original perdida. que según la tradición fue rota en dos fragmentos por los soldados franceses del general Lasalle en 1808. El resto de la decoración está formada por una serie de frisos tallados. no siguió el mismo camino en Baños de Cerrato. la iglesia tiene planta trapezoidal. Ocho capiteles corintios soportan los arcos de separación de las naves. según Schlunk. así como la reconstrucción de los muros norte y sur. que colocó un falso techo y encaló todo el interior. sobre la que se edificó en 1865. Dicho texto se conserva también en un códice del siglo X. Solo es visigoda la parte central de la basílica. bastante deteriorados en su mayor parte. es el primer porche abierto a los pies en la arquitectura visigoda. La reparación de la cubierta. copiado de un manuscrito toledano del siglo VII. que ha soportado un número excesivo de restauraciones y excavaciones desde el siglo pasado. con dos de origen visigodo y diseño más esquemático. que había reconstruido la iglesia de Frómista. en la reconstrucción del arquitecto Adolfo Fernández Casanova. .(190) Espinosa hizo un somero proyecto de restauración. Su intervención ha sido calificada de delicada y científica.244 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA muros. aunque tampoco se libró el templo de algunos cambios o sustituciones de huecos de ventanas. entre los años 1897 y 1903. Son muchas las transformaciones desde la época fundacional que sufrió el edificio. dando al templo el aspecto que hoy tiene. al que se accede por una característica puerta de herradura. se llevaron a cabo a partir de 1881 por el arquitecto Fernández Casanova. perteneciendo seis de ellos a la tradición romana. siendo trasladada. una espadaña ajena al edificio original con pretensiones de mimetismo. M. y de muy poco valor o ningún mérito artísti- co en materiales ni en construcción”. En la actualidad. siendo de nuevo abierto al culto el templo en 1907. realizando lo que ha sido calificado como un ejemplo de conservacionismo. el arquitecto Manuel Aníbal Álvarez volvió a restau- rarla. Un San Juan de alabastro del siglo IV es la efigie titular. Está considerada como la iglesia conservada más original de todo el Arte Visigodo Español. Tras la declaración de Monumento Nacional. También le colocó contrafuertes exteriores al edificio para asegurar los efectos del empuje de las bóvedas de las capillas laterales. aunque lejos de aclarar algunos problemas. que realizó materialmente su sucesor en el cargo Francisco Javier Saiz. más ancha en su cabecera que en el acceso. Tiene un pequeño porche que. algo que hubiera tentado a más de uno.

a “hueso”. en lo que se consideró un traslado modélico. Goméz Moreno la publicó en 1906 identificándola como visigoda. con su riguroso ajuste geométrico. Se levantó inicialmente junto al río Esla. una monacal cruciforme. A iniciativa de Manuel Gómez Moreno. como la mayor parte de la arquitectura visigoda. mientras el pórtico y las naves estaban cubiertos con armaduras de madera. En la capilla mayor se utilizó már- mol gris para los fustes. Sobre el destino y uso de las dos habitaciones delanteras no existió acuerdo entre los historiadores que. Los si- llares se ajustaban entre sí con tanta precisión. entre los años 1930 y 1932 se desmontó y reconstruyó en la nueva ubicación. creía con bastante fundamento que eran sacristías. que le dan el actual aspecto basilical. Ambas coexisten en el mismo templo. En las bóvedas de cañón se utilizó sillarejo. Su primera traza debía tener una planta de cruz griega. por lo que todas las dimensiones son múltiplos exactos de esa uni- dad. haciendo necesario su traslado al lugar de Campillo en Zamora. se mantiene además en el grueso de los muros. El templo estaba construido con piedra arenisca de color rojizo procedente de las canteras de Corrales del Vino. que carecía de templo. . aprovechandose la obra para hacer una reconstrucción de “estilo”.(192) Luego sería declarada Monumento Nacional el abril de 1912. aunque con algunas dudas. siendo una de las últimas obras del arte visigodo en los momentos previos a la invasión musulmana. La empresa Iberduero costeó el traslado. sospecharon que podrían ser celdas para monjes. PRERROMÁNICO 245 El traslado de San Pedro de la Nave El templo de San Pedro de la Nave remonta su construcción a los años 680 y 711. como Gómez Moreno. en este caso. En la construcción de la iglesia se aprecian claramente dos etapas diferentes de distinta construcción. autoridades y empresas. más propia de los templos visigodos hispánicos y otra pública y basilical. lo que ha dado como resultado un caso único de magnífico y novedoso híbrido. mientras Puig i Cadafalch. Debió ser la iglesia de un monasterio. El templo estaba construido con sillería unida en seco. que se asegura que en el traslado no se produjo la más mínima deformación. de las canteras de Orgaz en Toledo. se debe al empleo del módulo de ochenta centímetros como unidad de medida visigoda que. Hubo una fuerte polémica entre vecinos. hasta que se decidió finalmente el nuevo emplazamiento en una localidad cercana de su antigua jurisdicción. por la atención y cuidado con que se realizó el proyecto y la ejecución. con una compleja operación dirigida por el arquitecto Alejandro Fe- rrant. como las planteadas por el arqueólogo Schlunk sobre el funcionamiento litúrgico de la pequeña pero compleja planta. hasta que la construcción del embalse de Ricobayo amenazó con sumergirlo. Otro aspecto distinto es la transformación que tuvo el edificio. al noroeste de Zamora. justificada por los diversos añadidos y cubiertas de la iglesia original. El trazado de toda la obra. a la que luego se le añadieron las dos naves laterales. al contrario.

muy en consonancia con numerosas rehabilitaciones actuales del patrimonio español. con acusados desplomes y deformaciones. como Daniel en el foso de los leones o El sacrificio de Isaac. no puede tener una consideración positiva en absoluto.(193) Por ello la propia empresa hidroeléctrica cons- tructora debía financiar el traslado del templo. inundando la vaguada donde se encontraba San Juan de Baños. La doble tipología del edificio no se identificó antes del traslado. pero mientras las de la cabecera y las de los recintos laterales se conservan en su original estructura pétrea. Las cubiertas son abovedadas con cañón. No puede considerarse a San Pedro de la Nave como un modelo tipológico específico o puro del arte visigodo. La decoración es una de las más interesantes de la arquitectura visigoda. por lo que la loable intención de Alejandro Ferrant de recuperar el edi- ficio visigodo. El arco frontal del ábside es también de herradura algo más cerrado y descansa sobre columnas adosadas a las jambas del hueco. El caso de Santa María de Melque La actual situación de la iglesia visigoda de Santa María de Melque en la provincia de Toledo. está separada de ellas por arcos sustentados en gruesos pilares. una a cada lado del presbiterio. se transformó en una unificación homogénea de varias fases arquitectónicas.246 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Posee además las dos estancias citadas. aunque las huellas de la ampliación existían en sus muros. carece del más mínimo res- peto hacia este capital monumento de la Historia de la Arquitectura Española. con los cimacios decorados por medio de roleos con figuras humanas y animales en su interior. que serían completados con ladrillo por Ferrant en las zonas perdidas de las bóvedas. El conjunto de todo ello viene a componer una planta rectangular de aproximadamente 16. La presa de Rocibayo se aprobó por el Ministerio de Fomento en 1926. maestros de la labra prerrománica en relieve. tal y como debió haber sido.(194) Al edificio original se le quitó la espadaña y el porche.80 m por 11. debida a dos artistas. las de los tramos occidentales de las naves se reconstruyeron en ladrillo sobre los primitivos arranques de si- llería. que en aquellas fechas apuntaba daños estruc- turales en los muros. ya que el resultado de la reconstrucción es muy discutible. Los arcos son de herradura al modo visigótico. agrupable con los otros edificios de su tiempo. En 1930 se desmontaron los sillares. Tiene escenas bíblicas. más alta y ancha que las laterales. ahora irreconocibles por la excesiva reconstrucción historicista llevada a cabo. y al nuevo se le añadió una linterna en el crucero. El resultado de la intervención. en la que puede apre- ciarse distinta concepción. suponiéndose que debió tenerla originalmente. La nave central. . arcos y bóvedas. fruto de la restauración a la que ha sido sometida por la Diputación Provincial.20 m.

fortificándose como castillo árabe. dotado de diferentes naves y dos alturas. como uno de los pocos monasterios visigótico o mozárabes que se conocen. construida en sillería concer- tada a hueso. entonces ermita. Después de la conquista musulmana se cree que siguió existiendo el monasterio bajo una comunidad mozárabe. tras la conquista de Toledo en 1085. de planta cruciforme. uno de los pocos ejemplos hispanos de aquel periodo. (196) Por sus características constructivas y el estado de conservación. Caballero Zoreda. cuando el arqueólogo L. lo que paradójicamente propició su conservación.. eliminado todo en las actuales restauraciónes. una de las . se ubicaba en el centro de un gran patio formado por distintas dependencias igualmente de carácter monumental. aunque man- teniendo la función militar añadida por los musulmanes. perteneció a un amplio conjunto monástico. la iglesia. usándose como pajar. como centro de una fortaleza hasta muy avanzada la Edad Media. La descripción de un vecino para las Relaciones Históricas y Geográficas que mandó hacer Felipe II da a entender que hacia 1578 el templo estaba enterra- do: “.(195) La desamortización de los bienes eclesiásticos en el siglo XIX aca- bó con el culto en Santa María. con menos seguridad que Cedillo. que realizó un estudio detallado del templo. Su aparejo y su técnica constructiva son una clara herencia de la tradición tardorromana. hasta que cambió de uso. es un edificio único de estos años en la Europa Occidental. En la actualidad. PRERROMÁNICO 247 La iglesia de Santa María de Melque. y sobre los muros de los cuerpos laterales. en su tesis doctoral de 1977 documenta de forma inequí- voca la cronología visigoda en el siglo VII. El arquitecto V. la había clasificado como un templo mozárabe. Hasta avanzado el siglo XX no se dató con exactitud su origen. conserva íntegro su espacio interior. lo consideraba mozárabe. la planta y algunos de los escasos elementos decorativos que aún se conservan la relacionan con las primeras obras cristianas de Siria o Jordania. sin que se la identificara correctamente como una iglesia visigoda. El templo.. la iglesia que se dice de Nuestra Señora de Melque es un edificio muy grande metido debajo de la tierra”. La huella más visible de estos cambios se encon- traba en la torre que cubría la cúpula de la iglesia. Sin embargo. Alfonso VI. También Gómez Moreno. con restos encontrados tras recientes excavaciones arqueológicas. En 1931 fue declarada Monumento Nacional. con su planta cruciforme. Lampérez. establo y secadero de tabaco durante más de un siglo. construido en los siglos VII-VIII cerca de la ciudad de Toledo. hasta conseguir la adquisición del templo por la Diputación Provincial de Toledo en los años 60 del pasado siglo XX. la antigua capital del reino Visigodo. Se atribuye el interés científico por Melque al Conde de Cedillo y a Manuel Gómez Moreno. Su descubrimiento y valoración lograron despertar el interés institucional. restituyó el culto en Melque. que intervino en las excava- ciones realizadas entre 1970 y 1973.

a lo largo de cuarenta años. entre otros.. en lugar de dejarlo visto. con una solución de brusco contraste con la arquitectura original.(197) El respeto por el edificio. que lo ha transformado y amanerado de forma exagerada. con el fallido objetivo de contemplar el monumento y el lugar en un estado muy próximo al que debió tener en el momento de su construcción..248 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA capillas laterales y. se ha logrado una adaptación del interior de Melque impropia del valor histórico del edificio. teniendo presente el papel funcional del mismo así como la libertad creativa del restaurador a la hora de diseñar soluciones. con la creación de un Centro de Interpretación. pero totalmente defendibles si se tiene en cuenta que todo el proceso y lo derruido está perfectamente documentado”. Sin embargo. de la que sobresalen restos de muros con las piedras llamativamente encintadas. En Melque se han desarrollado toda una serie de excavaciones arqueológicas y obras de restau- ración durante el siglo XX. se suelen esgrimir argumentos como: “. en cada intervención el edificio perdía huellas de su pasado y se rehacía con una intención de reconstrucción purista propia del más rancio historicismo.. Junto con el templo se ha trabajado en recuperar su entorno. tan corrientes hoy en día. con luminarias perimetrales en el suelo. la tarima no llega hasta los muros sino que se bordea con una banda de grava.. reconstruyendo las casas labriegas cercanas. con las huellas de su propia historia. otra de estas capillas y una sala dotada de diferentes arcos de herradura muy pronunciados con un uso desconocido. en las que intervinieron arquitectos como González Valcárcel o Luis Menéndez Pidal. . Las puertas se han construido en madera forrada con chapa metálica “envejecida”. intervenciones duras en la mayoría de los casos y con elementos no conservados. cubierto con una lámina geotextil continua. brilla aquí por su ausencia. Además. Igual desatino encontramos en el perímetro exterior. parcialmente. como se ha escrito al respecto.plantear una respuesta que se adecue a la problemática concreta de cada edificio. ante la prioridad que impone la “creatividad” del restaurador. En la justificación de este tipo de actuaciones. También es llamativo y desafortunado el tratamiento exterior de la cubierta del crucero. o con proyectores colocados sobre la imposta de arranque de las bóvedas. Como principales detalles construc- tivos hay que destacar los restos de decoraciones en estuco que se conservaban en algunos de los arcos torales del crucero y la existencia de un nicho para enterramiento. La luz se utiliza de forma efec- tista y artificiosa. Tras las últimas intervenciones. Se ha instalado un suelo de tarima de madera de teka sobre una cama de arena para proteger el suelo primitivo. aunque fuera parcialmente.

fundador del cenobio. junto con San Urbano. se enterraron los restos de San Genadio. De los edificios monásticos no quedan restos. Lateralmente hay dos capillas. PRERROMÁNICO 249 Aislamiento de Santiago de Peñalba Se puede considerar este antiguo templo como un auténtico y singular prototipo de la ar- quitectura mozárabe española.(198) Hasta entonces para llegar a Peñalba era necesario recorrer casi 30 km a caballo. uno de los abades del monasterio. siendo sus autores los arquitectos de la Dirección General de Bellas Artes Luis Menéndez Pidal y Francisco Pons Sorolla. La nave está dividida en dos tramos sensiblemente distintos. muchos desaparecidos. En el siglo XVII se había levantado a los pies del templo una gruesa espadaña que se unió al edificio mediante una escalera de madera cubierta. a principios del siglo XX. También se le adosaron construcciones en el muro sur en 1775. referentes a posibles reformas de la cubierta. lo que preservó la iglesia de Santiago y al pueblo . El edificio ha sido datado en el segundo cuarto del siglo X y. Manuel Gómez Moreno estudió el edificio. como era norma también en los templos prerrománicos asturianos. en 1964. ocupado por una veintena de viviendas. Sobre las pinturas del interior publicó un trabajo José Menéndez Pidal en 1956. aportando los datos históri- cos de su fundación por San Genadio y datando la terminación de la obra en el año 937. Este tipo original de templo. apoyada sobre modillones mozárabes de rollos. haya formado parte de un eremitorio o un posterior monasterio. posiblemente. La obra se ciñó a recuperar el alero del cimborrio. desmontando la cubierta y a instalar nuevos modillones. Hasta 1940 no se realizaron restauraciones en Peñalba. con espacios y volúmenes diferentes y alineados. Las restauraciones conocidas del templo se remontan al siglo XVII. cubierto con cúpula de gallones que se duplica a los pies con una capilla o espacio usados en el periodo prerrománico para enterramiento de personajes vene- rables. del que hay una escritura testamentaria en el año 919. con ábside ultracircular o de herradura. Luis Menéndez Pidal emprendería nuevas restauraciones de saneamiento perimetral y reparación de la cubierta con losas de pizarra. de distinta altura y dimensiones. así como otra en la misma zona de 1887. por medio de un gran arco de herradura que se apoya sobre columnas con capiteles vegetales. Años después. como indica una inscrip- ción de 1690 en el alero del cimborrio. copia de los conservados. entre León y Ourense. que se encontraba semienterrado. conforma la segunda tipología mozárabe alternativa a la basilical tradicional. situado a occidente. La iglesia de Santiago tiene una planta rectangular con nave única de 11 m de largo por 5 m de ancho. Los dos cuerpos centrales se cubren con bóvedas de cañón y de gajos. Esta obra se separó de la iglesia en una restauración llevada a cabo en 1971. como era tradición en los templos paleocristianos del norte de África. aislado en aquella primitiva aldea. En este cuerpo. estando su solar.

con su comitiva. A finales del siglo XI se le adosó la gruesa torre campanario reforzada en su base con voluminosos contrafuertes. hoy perdida. que actualmente conocemos con el nombre de San Miguel de la Escalada. Con la desamortización.(200) La iglesia del monasterio. reutilizando para ello los vestigios de una anterior iglesia visigoda que habría estado consagrada al arcángel Miguel. Restauraciones de San Miguel de la Escalada El abad Alfonso y un grupo de monjes cordobeses levantaron en el año 913. formado por tres arcos de herradura y un cancel decorado con motivos vegetales y geométricos. fueron desapareciendo los edificios monásticos. en el reinado de García con su esposa Mumadonna. en los que se aprecia el hundimiento de una parte del pórtico. de reducidas dimensiones. muy similares a los de la Iglesia de Santiago de Peñalba. pero también ayudó a que la autenticidad primitiva de la ar- quitectura del pueblo se fuera perdiendo con actuaciones constructivas lamentables. El pórtico exterior. de- jando a San Miguel en estado de abandono y franco deterioro. tiene planta basilical con tres naves separadas por columnas que sostienen arcos de herradura. su patria. Los fustes de mármol y algunos capiteles de las columnas han sido aprovechados de ele- mentos romanos y visigóticos. El monasterio se renovó varias veces por el aumento progresivo de la comunidad. de mayor tamaño. que aisla al oficiante de los feligreses. un monasterio en las tierras de León. Es interesante su iconostasis. permaneció así durante mucho tiempo. no por mandato real o valiéndose del sudor del pueblo. el 20 de noviembre”. En 1868 la Comisión de Monumentos de León encargó a su Secretario. tiene los siete capiteles mozárabes más occidentales del siglo X. Su cabecera tiene tres capillas de planta de herradura cubiertas con bóvedas de cuatro gajos. en un solo año. que entonces contaba venticinco años. son añadidos poste- riores. según inscripción. el arquitecto Ricardo Velázquez Bosco. en la Era novecientos cincuenta y uno. estas obras se fueron realizando durante doce meses. ya desde antiguo consagrado en honor del arcángel Miguel. sino por la atenta tenacidad del abad Alfonso y de sus monjes. el levantamiento de los planos de San Miguel para . hasta que el abad Alfonso que venía de Córdoba. como recogen los grabados y fotografías de la época. levantó las ruinas del edificio bajo el eficaz patrocinio del rey Alfonso. por fin construyen el presente templo desde sus cimientos. en el siglo XIX. formado por doce arcos de herradura. se recogía la siguiente descripción: “ Este lugar. Fue consagrado el templo por el obispo Genadio. caído en ruinas después.250 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA mismo de deterioros incontrolados. La apertura de la carretera de acceso en 1967 facilitó el mantenimiento del monumento. Como aumentara el número de los monjes. En una lápida. Los cinco restantes.

Durante estas intervencio- nes la torre campanario perdió su cuerpo alto. Trataremos de prolongar su existencia sin la más pequeña alteración de lo existente. conocido como Panteón de los Abades. Luego vendrán años de inexplicable abandono. con huecos de perfil semicircular en la planta alta. como paso previo a la declaración de Monumento Nacional. el monumento no ha dejado de sufrir percances. y reconstrucción parcial de los muros. En aquella época la torre campanario tenía dos cuerpos. que se conservan en la Academia de San Fernando. convirtiéndose en un macizo apéndice carente de esbeltez y atosigado por enormes contrafuertes. Luego seguirán apareciendo problemas como humedades. en el año 2002. que dirigió las obras entre 1887 y 1890. obligando a consolidar el pórtico en campañas de la Dirección General de Bellas Artes entre los años 1941–1943 y 1950–1951. con valor de proyecto de restauración. encargándose el pro- yecto al arquitecto “violletiano” Demetrio de los Ríos. deshaciendo y aplomando partes de los muros del edificio. y que nuestra restauración sea lo menor posible”. El 28 de febrero de 1886. PRERROMÁNICO 251 su publicación en la colección Monumentos Arquitectónicos de España. al que le desmontó y rehizo las bóvedas. Los trabajos quedaron incompletos. ceñidas inicialmente a la torre románica y a la adecuación de espacios exterio- res. ajeno a la construcción mozárabe. mientras que la postura más arqueológica de Lázaro se explica cuando escribe en su proyecto: “He con- cebido un plan que a todo el mundo debe complacer. También intervino en los refuerzos y reparación del torreón medieval. Su intervención consistió fundamentalmente en reconstruir el edificio gótico anejo a la torre. hasta que de nuevo se acometa una nueva rehabilitación de esta joya mozárabe. sin suscitar el más mínimo recelo por parte del más susceptible e intolerante arqueólogo. continuando las obras en 1894 Juan Bautista Lázaro. fisuras. como era corriente. bajo la dirección de Luis Menéndez Pidal. consolidación. Existen dudas sobre el destino e interpretación de estos planos. reposiciones ideales del Monumento ya reparado. Queremos conservar a todo trance. San Miguel de la Escalada fue declarada Monumento Nacional y se iniciaron los trámites por el Ministerio de Fomento para su restauración. Se propusieron unos plazos tan cortos de ejecución. la fragilidad de la basílica se resentirá. ya que De los Ríos trató siempre de reformar los edificios para que parecieran más auténticos. hundimiento del pavimen- . al considerarse que pueden ser.(201) Pese a estas intervenciones. Desde que el 20 de diciembre de 2001 se firmó el acta de inicio de las obras de restauración. donde saldrían repro- ducidos.(202) Las obras consistieron en labores de conservación. La postura de ambos arquitectos sobre el campo de la restauración era distinta. que las obras se alargaron sin llegar a terminarse hasta muchos meses después. reponiendo en su lugar el pórtico exterior desplomado sin llegar a desmontarlo.

Su arquitectura era para Lampérez el único testigo fiable para identificar el origen histórico. sólo se había publicado alguna referencia a su singularidad. de cuan- to moderno sea incompatible. solamente se cita la localidad en un documento del siglo XII. salvo los riesgos que la indiscreción de un restaurador erudito traería consigo irremediablemente. que eliminaron todo lo que consideraron añadidos no originales. entre partes destruidas. con todo. La búsqueda documental no dio resultados. El mismo Gómez Moreno instigó su reconstrucción “neomozárabe” cuando escribe: “Desgra- ciadamente la conservación de esta iglesia deja mucho que desear y. Esto sería barato y hacedero. inundación de la excavaciones arqueológicas exteriores. más. siendo Mazote el primer pueblo en reco- nocerlo. encubiertas y renovadas. formada por arcos fajones y tramos con lunetos. Fue Lampérez quien se atribuye el mérito del descubri- miento. La nave mayor estaba cubierta con una bóveda de ladrillo revocada de finales del siglo XVIII. semienterrado y con numerosas edificaciones adosadas al exterior. Lampérez publicó la fecha de su construc- ción (1778) que aparecía pintada en la cúpula sobre pechinas que existía en el crucero. que sólo una exploración de piqueta y azada podrá resolvernos. o en la proclamación como rey de Fernando III. carencia de iluminación eléctrica y nueva reparación de la cubierta. (203) . que Gómez Moreno había incluido en 1919. El neomozárabe de San Cebrián de Mazote En el siglo XIX no se conocía la iglesia de San Cebrián de Mazote. lógrase a duras penas formar juicio de su aspecto antiguo. En el informe redactado con este proyecto se indicaba la existencia de diversos añadidos y dependencias. Los planos publicados por Lampérez en 1930 son elocuentes testimonios de las importantes transformaciones que sufrirá el edificio con posterioridad. las ventajas de reconocer en su integridad lo primitivo se sobreponen. En el siglo XIX se le añadió una portada con espadaña a los pies de la nave. publicándola en 1902. En este lugar encontró también Lampérez un coro iluminado por una ventana en el testero. En los años treinta se restauró el templo por Moya y Candeira. En esta restauración se reconstruyó el ábside central de herradura. el edificio”. quedan- do siempre incertidumbres.252 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA to. rodeado todo de escombros hasta un metro de altura. en una reconstrucción hipotética de la iglesia. que hacían irreconocible la planta. durante el siglo XX. Gómez Moreno dató la fundación del templo por monjes mozárabes cordobeses entre 914 y 916. y hacen deseable ver algún día limpio y desembarazado. junto con el arqueólogo Juan Agapito Revilla.

siendo co- rregidas de nuevo en la última restauración. mode- lo de la arquitectura regional de la provincia de Santander. los restauradores de modelos tipo con los que comparar edificios de una misma época o . dejando el templo tal y como estaba en los años ochenta. cuando fue de nuevo restaurado. PRERROMÁNICO 253 La restauración de los años treinta aceptó el consejo del maestro y le añadió un ábside con planta de herradura al edificio. tenía doce planos detallados que definían el hipotético estado inicial del edificio. por tanto. análogo al de Melque. La capilla circular de los pies..(205) En su profunda restauración de estilo. Una segunda campaña de restauración en los años 1941 al 1944. El proyecto del arquitecto... en base al estudio realizado por el autor de su fábrica. hasta el desarrollo del arte románico”. y parejo en curvatura a los fenecimientos de la iglesia”. Según el arquitecto restaurador de la fase reciente. apoyándose en res- tos de su curvatura reconocibles entonces en la zona inferior. en la que viene a perpetuarse el estilo latino–bizantino o visigodo. tarea de mera cosmética en un edificio ya casi irreconocible. por lo que tampoco faltó tiempo para reconstruirlo. Salvador Mata: “. que no habían visto ni Lampérez ni Agapito en su estudio de 1902.resulta pobremente desarrollada la cabecera. La nueva forma de Santa María de Lebeña Como consecuencia de la declaración de Monumento Nacional el 27 de marzo de 1893. cuando aún el edificio no había sido catalogado estilísticamente como mozárabe.. que Lampérez identificó como un coro. Tanto era así que al templo de Lebeña se le declaró Monumento Nacional con la definición artística de: “. reconstruye buena parte de los arcos de herradura de la nave central.. José Urioste y Velada. practicando lo que se ha considerado una restauración “crítica”. se restauró Santa María de Lebeña a partir de 1895. transforma el arco toral y el del iconostasio y realiza el levante de los muros exterio- res de la iglesia a base de ladrillo visto.(204) Iñiguez le añadió a San Cebrián de Mazote un cimborrio destacado que no tenía la iglesia hasta entonces y. Se le cambió la inclinación a las pendientes de la cubierta. haciendo una reinterpretación de ciertos elementos formales y de estilo como los modillones del alero”. continuó la reforma emprendida. bajo la dirección de Francis- co Iñiguez. Iñiguez le añadió también unos contrafuertes de hormi- gón superpuestos en la exedra de la cara norte y una sacristía nueva. adosada a la exedra del brazo norte del crucero.. como ha escrito el siguiente restaurador. esta última intervención conduce a recuperar el carácter o ambiente del espacio arquitectóni- co. dado lo incipiente de los estudios sobre nuestro prerrománico.. y échase de menos un ábside.(206) Carecían. ya que Gómez Moreno decía también “. Gómez Moreno la consideraba un contra-ábside..

según el propio Urioste. una restauración para lograr la unidad de estilo. y se abrió en el costado meridional. Al año siguiente se encargó su restauración a Manuel Aníbal Álvarez junto con la iglesia de Frómista. y en las capillas laterales de la cabecera. más ancha y alta que las laterales. “respetando las alteraciones y aditamentos que ha sufrido en diversas épocas”. Otra actuación prevista afectaría al acondicionamiento exterior. y de arcos de herradura con gran desarrollo. También la apertura de arcos en la capilla mayor había debilitado su estructura. una lectura escalonada de las partes de la iglesia. por último. obra que se data hacia 1580. independientes entre sí y separadas por pilares compuestos de núcleo rectangular con columnas adosadas de capiteles tipo corintio prerrománico. que ocuparía su tiempo. que se repiten en todo el conjunto de la iglesia. limpiando y conservando las capas de pintura existentes. lo que impide considerar esta intervención. reconstruyendo de forma limitada el templo. la iglesia de Santa María de Lebeña está formada por tres naves. los tres ábsides fueron diferenciados en volumen. Estas reparaciones se aco- meterían. sobre los que apoyan ar- cos de herradura. El aspecto del templo era muy distinto al resultado de la restauración. que se encontraba a los pies. propios de la arquitectura mozárabe. . con decoración vegetal y collarino sogueado. Luego se cambió de lugar la puerta de acceso al templo. aunque trató de serlo. derivando el encargo hacia Urioste. que es de medio punto peraltado. Las obras consistían en operaciones de consolidación y limpieza. En el siglo XVI se abrieron los muros de la capilla mayor con arcos rebajados de comunicación con los ábsides laterales. Sobre los capiteles descansan cimacios en forma de tronco de pirámide invertida. ¿de cual?. tratando de conseguir. en los primeros años del siglo XIX. a toda costa. Santa María de Lebeña ya había sido restaurada o reformada anteriormente. La torre campanario se había levantado sobre el templo en 1830. con una actitud de respeto a las adiciones realizadas históricamente sobre el núcleo primitivo. en 1894 el arquitecto Juan Bautista Lázaro visitó aquella iglesia de aspecto rústico. se acentuó la forma del crucero y las cubiertas de las cortas naves. Hoy. En la fachada norte se le añadió una sacristía y. en la que se primó especialmente el modelo de fraccionamiento volumétrico de los distintos tramos del edificio. Las naves se encuentran cubiertas con bóvedas de cañón. la central. pero con la manida “unidad de estilo”. según se ha escrito. excepto en el arco triunfal.254 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA estilo. Antes de que Urioste se hiciese cargo de los trabajos. produciendo grietas en muros y bóvedas. se le construyó la torre campanario. También en el siglo XIX se revocó todo el edificio con cal y arena. que son de medio punto sin peralte. con el añadido de un porche en 1797. Se eliminarían los encalados interiores. reproduciendo un buen número de modillones bajo los aleros. incluyendo el derribo del campanario y la nueva construcción de una torre exenta.

PRERROMÁNICO 255 La torre campanario que se elevaba a los pies de la nave mayor se eliminó por el deterioro que estaba causando con su peso a la estructura y. en su lugar. que asociaron la emergente y frágil monarquía astur con la cultura europea carolingia. que: “recurre a una precisa documentación para recomponer las fases de desarrollo del edificio. en la que creyó intuir un mo- delo cruciforme subyacente. sin trastorno sensible. sin esforzarnos en componer la mente del arquitecto inventor a gusto con nuestras ideas”. que la dio a conocer. nada apremiante. o también: “la restau- ración de esta iglesia. sancionar lo hecho. y basada en supuestos que hoy parecen muy dudosamente aceptables. con las referencias propias de la época a la influencia bizantina. logrando explicarlo en su propia complejidad. No puede decirse. (208) Identificación del arte asturiano. Gómez Moreno la denominaba “aborto artístico”. no renuncia a realizar una acertada intervención críti- ca cuando peligra la integridad estática de las fábricas”. y aunque manteniendo una actitud de respeto hacia todas las adiciones posteriores. fue un desacierto grave la reposición de aleros. construida por los condes de Líébana Alfonso y Justa. sin duda. admitiendo el resultado pese a sus dudas: “Será justo. pero manteniendo también las aportaciones arquitectónicas del mundo visigodo. . Aparece publicada por pri- mera vez en 1882. efectuada en 1896. el periodo asturiano. Una de las etapas más interesantes del mundo altomedieval español y de su producción ar- quitectónica es. Afor- tunadamente los datos y fotografías del señor Torres Campos (padre de Torres Balbás) dan alguna idea del estado antiguo y ayudan a resolver el problema”. se construyó otra nueva imitando la arquitectura prerrománica. bajo excelentes condiciones técnicas y económicas. La misma Academia de San Fernando recomendó en su informe sobre el proyecto que se diferenciara más la nueva torre. Según Gómez Moreno en su obra Iglesias Mozárabes. Santa María de Lebeña apa- rece en los documentos a principios del siglo X como una basílica dedicada a San Salvador y Santa María. en La Ilustración Española y Americana por Rafael Torres Campos. una vez adquirida experiencia mayor de la que pudo alcanzarse entonces. para acentuar su notoriedad moderna. desde el punto de vista de consolidar. Le sorprendía tanto el edificio. que aceptó sin más lo inventado por el restaurador. redúcese por dentro a una limpia general y renovación de enlucidos.(207) yo más bien creo que hizo todo lo contrario. aunque no se respetó el dictamen. por fuera. Ramiro I y Alfonso III. reviviendo la tradición paleocristiana en lo constructivo y en lo artístico. que ocupa aproximadamente todo el siglo IX. de 1919. como se ha escrito sobre José Urioste. por tanto. Una época marcada por la impronta política de tres monarcas: Alfonso II. en cambio.

Tres personajes de la Asturias ilustrada. La Cámara. La nave inferior. como todo el Prerrománico en general. Fueron los eruditos asturianos los que descubrieron que sus viejas y toscas basílicas medievales eran diferentes. lo musulmán y lo románico. Gaspar Melchor de Jovellanos. José Caveda y For- tunato de Selgas. desligando el periodo asturiano de la arquitectu- ra románica. a mediados del siglo XX. también conocida como la capilla de San Miguel. es la cripta funeraria de Santa Leocadia. No era posible confundirlas con edificios románicos. Manuel Gómez Moreno incluía entre las basílicas mozárabes los templos asturianos de San Salvador de Priesca y San Pedro de Nora. de 1840. reordenando la cronología. al no haberse liberado de añadidos Santa María. el grupo astur se cierra con el descubrimiento por Joaquín Manzanares de los restos de la iglesia de Santa María de Bendones. Voladura y reconstrucción de la Cámara Santa La Cámara Santa de la catedral de Oviedo. aunque siempre refiriéndose a las iglesias del Naranco. en la que todas las corrientes y periodos artísticos entre los siglos VII y XI se mezclaban al carecer de cro- nologías claras. Jovellanos reconoce la existencia de una arquitectura Asturiana en Elogio de Don Ventura Rodríguez en la Real Sociedad Económica de Madrid en 1785 y Elogio de las Bellas Artes de 1781. mientras que la superior fue reformada durante el Románico. estudios arqueológicos o históricos específicos y. se compone de dos plantas.. .(209) Caveda tratará el tema en el texto Memoria Histórica de los Templos construidos en Asturias.256 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Hasta mediados del siglo XIX. la inferior original prerrománica. Fortunato de Selgas ya hace divisiones estilísticas entre lo visigodo. muy transformados por el paso del tiempo. de planta rectangular. era originalmente el templo privado del palacio de Alfonso II. El tamaño enorme de aquellos edificios parroquiales o monásticos los alejaba de los otros modelos castellanos prerrománicos. en una nebulosa estilística. anejo a la basílica prerromá- nica que había iniciado su padre Fruela I. manteniendo la tradición romana de revocar y pintar los muros. también. este capítulo de nuestra Historia de la Arquitectura estaba sumido. En su artículo La Arquitectura Greco Romana en Asturias cita los templos de la región que entonces se consideraban altomedievales. todavía confusa en 1882. En 1886 ya se cita esta iglesia como Palacio de Ramiro I. debido a la escasa identificación de edificios. Finalmente. tampoco tenían la técnica elaborada de la cantería a hueso visigoda. lo asturiano.. que albergó los restos de los mártires cordobeses San Eulogio y Santa Leocadia. son cita obligada en el descubrimiento e identificación del Arte Asturiano y de su arquitectura. Todavía en 1919. en el siglo XII. aunque comete errores de catalogación al considerar la iglesia de San Juan de Baños como románica del siglo XI. que se cubre con una bóveda de cañón cuyos arranques parten de la parte inferior de los muros.

. mientras que la Cruz de la Victoria y la Cruz de los Ángeles quedaron sepultadas bajo los escombros. El edificio sólo es apreciable desde un patio interior de la catedral. colocando una potente carga de dinamita en la cripta de Santa Leocadia para derribar la torre. con prospecciones arqueológicas en la cripta y sus sepulturas. mortero de cal y arena con piedra ligera de toba. que se habían apostado en la torre de la catedral. Según la tradición. pero la degradación de la situación y la falta de control entre los asaltantes trajo consecuencias funestas para el templo. defendida por tropas del Gobierno. recuperando pinturas murales en la capilla superior de San Miguel. Inicialmente. salvada de aquel primer ataque. derrumbando todo con la voladura. con el fin de situar bajo ella una cripta en honor a Santa Leocadia. Alfonso II mandó reedificarla. pero lo que consiguieron fue destruir la Cámara Santa. manteniendo el sistema constructivo de sillarejo prerrománico. símbolo de Oviedo. que confundieron con el sótano de la torre gótica. Entonces. le llegaría también la ruina a la torre de la fachada occidental. los revolucionarios accedieron al claustro. una pequeña reja separaba el ábside. PRERROMÁNICO 257 La planta superior es propiamente la Cámara Santa. La Cámara Santa fue objeto de estudios y trabajos de campo por parte de los miembros de la Comisión en 1898. desde donde pasaron a la cripta de la Cámara Santa. durante la inmediata Guerra Civil. al no poder entrar en la catedral. momento en que se añade la Torre de San Miguel. impidiendo la destrucción de la torre. Interiormente sobre el enlu- cido de los muros se realizaron pinturas al fresco. los mineros se dirigieron hacia Oviedo. Durante la madrugada del 11 al 12 de octubre. fue durante su inauguración cuando el rey entregó la Cruz de los Ángeles. Manuel Gómez Moreno dirigió la remoción y búsqueda de las joyas prerrománicas y medievales del tesoro. donde se conservaban sus mu- ros restaurados en el siglo XII con arcos y contrafuertes. cuya labor sería funda- mental para el conocimiento y protección del patrimonio prerrománico. las vidrieras de la catedral y el claustro gótico. El Arca Santa se destrozó. iniciada en las cuencas mineras del interior de la región.(210) En 1934. donde una es- tructura de madera ocupaba el espacio del altar con las reliquias y tesoros del reino astur. un apostolado. estos arcos apoyan sobre seis pares de columnas con fustes de esculturas que conforman. desde donde se hostigaban a los revolucionarios en su avance urbano. No mucho después. que formaba parte del palacio Real. La Cámara se cubre por medio de una bóveda de cañón. por parejas. durante la Revolución de Asturias. La estructura abovedada se llevó a cabo con la técnica más usual del momento. Desde 1844 actuó en Asturias la Comisión Provincial de Monumentos. reforzada con arcos fajones del siglo XII. que sostienen la cubierta. el Comité Revolucionario acordó no dañar la catedral. El acceso a este cuerpo se realiza desde la torre medieval de San Miguel. Tras haber arrasado los árabes una primera construcción.

. empleando las baldosas antiguas recogidas y con otras nuevas hechas como aquellas. redactada por Menéndez Pidal dice: “El apeo y consolidación de los reducidos restos del venerable Monumento fue- ron los primeros trabajos llevados a cabo….(212) Estos trabajos fueron aprovechados para descubrir los cimientos del antiguo palacio de Alfonso II. cubriéndolas mientras no se iniciaron los trabajos. aunque Alejandro Ferrant. pero el estallido de Guerra Civil al año siguiente impidió las obras. sin alterar la materialidad histórica de lo conservado. Así debió plantearlo en el proyecto que realizó para la Cámara Santa. que no se llevó a cabo por falta de fondos. debido a su fidelidad a la República. Fueron levantados los muros. que llegó a Oviedo en 1937 poniéndose al frente de la restauración de la Cámara Santa. corrigiendo los desplomes de las partes que habían quedado en pie. limitando las actuaciones de reconstrucción de monumentos. Siguiendo después con el cierre de la cripta. Siempre hay justificaciones cuan- do son imprescindibles. basas.). como era este caso. asignándose las funciones de Arquitecto de la Zona Noroeste a Luis Menéndez Pidal. por lo que la pérdida de la Cámara Santa debía resarcirse con su inmediata reconstrucción. El arquitecto y el historiador Ma- nuel Gómez Moreno fueron los encargados de tan difícil tarea. dinteles. convertida en un montón de escombros. Pero con los monumentos sagrados para la conciencia popular de un lugar las prudencias intelectuales y las cautelas apriorísticas de los teóricos del patrimonio nunca han servido de nada. etc. cuando las interven- ciones afectaran a la autenticidad histórica del edificio. Ferrant. construida con piedra de toba”.(211) Para ello había que aprovechar todo fragmento reconocible para que fuese soporte y justificación de lo nuevo. marcos de puertas y ventanas. realizó en 1935 el proyecto de reconstrucción. A Alejandro Ferrant se le debe agradecer la labor de protección de las ruinas. Mayor agravante era que los encargados de la recuperación del edificio eran los mismos que ha- bían promovido la legislación antirrestauradora de 1933. Estos empezaron en 1939 y acabaron en 1942. columnas y fustes. se completa la bóveda. anejo a la Cámara. cuando el mismo Franco inauguró la obra nueva.258 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA La situación en que quedó el histórico edificio de la Cámara planteó un serio problema ético a las autoridades del patrimonio español. con la condición de diferenciar lo nuevo de lo antiguo. que poco antes habían promulgado la Ley del 13 de mayo de 1933 sobre Defensa. que había trasladado anteriormente la iglesia visigoda de San Pedro de la Nave. así como las cornisas e impostas con las dovelas de los arcos fajones que cierran la bóveda de la nave. también se incluyen en ellos los diversos elementos reconstructivos (umbrales. como restaurador. Conservación y Acrecentamiento del Patrimonio Histórico- Artístico. El arquitecto fue retirado de sus funciones por el nuevo régimen. La memoria de las obras. y en este caso había que rehacer la construcción. utiliza materiales diferentes al original para dejar a la vista la parte nueva.

Las estatuas que se perdieron fueron rehechas aprovechando los fragmentos encontrados por el escultor Víctor Hevia. empleada en los monumentos religiosos y civiles. la central tiene el doble de ancho que las laterales. uno de ellos se utiliza como sacristía. por el contrario. y espacioso crucero. envejeciendo y unificando los acabados. San Julián de los Prados fue restaurada por Fortunato de Selgas entre . salas de recreo y comedor. Formaba parte de una villa palatina compues- ta por un palacio. El crucero tiene hoy dos espacios laterales cerrados. Desde el siglo XVII Santullano se asociaba al Rey Alfonso II. como indicaba José María Flórez en Apuntes de la iglesia de San Julián de los Prados. a la catedral de Oviedo en el año 897. Alfonso III la donó. cubierto con estructuras de madera. Selgas escribirá en 1908: “Los paramentos interiores están enlucidos. había levantado y tomado antes de la destrucción de 1934. PRERROMÁNICO 259 Se ha querido diferenciar la postura de Ferrant de la de Menéndez Pidal. tenía un ventanal de grandes dimensiones. A la recuperación patrimonial se unía entonces el papel político que suponía sobreponerse y borrar las huellas del desastre. sabiéndose también que su arquitecto era Tioda. San Julián es de grandes dimensiones. se trata de temas fundamentalmente arquitectónicos de tra- dición romana. indicando que éste se limitó a reconstruir literalmente el edificio. publi- cado en 1874. miembro del Friederick Museum de Berlín. pero algunos autores afirman que es posible que su función fuese la de capilla real. que el monarca había mandado edificar como residencia de descanso real a 1 km de Oviedo. colocados a soga y tizón. aunque lo que hubiera podido hacer el primero no habría tenido un resultado muy distinto. cuyo ejemplo nos ofrecen la Cámara Santa y San Miguel de Lino”. junto con el palacio y los baños. La planta es rectangular con tres naves. ya que se mezcló lo nuevo con lo aprovechado. mientras que el segundo espa- cio. en cuyos motivos no aparece figuración humana alguna. a la derecha. Pero hasta el siglo XIX no se percatarían de que las bóvedas barrocas añadidas a las naves ocultaban la estructura original de madera y restos de pinturas murales. Santullano restaurado La basílica ovetense de San Julián de Los Prados fue construida en el reinado de Alfonso II bajo la dirección de su arquitecto el maestro Tioda. baños. y bajo las superpuestas capas de cal que los cubren deben hallarse restos de la pintura decorativa. En cuanto a la ornamentación interior. sus muros fueron realizados con hiladas de lajas de piedra.(213) También fueron de gran ayuda los planos y fotografías de detalles que Helmut Schlunk. Esta puede ser la mayor diferencia entre la forma de actuar de ambos arquitectos. La cabecera está formada por tres capillas cubiertas con bóvedas de cañón. para los esquinales. destacan los frescos realizados en los muros. reservándose los sillares. tanto con tintes como con el tipo de piedra y sistema constructivo.

puestas en el siglo XVIII. así como en 1970. que entonces estaba oculto tras revocos y añadidos. estructurales y de contaminación. eliminando todo tipo de añadido no original.(215) . Lo más importante de la restauración de Fortunato de Selgas fue el descubrimiento de las pinturas prerrománicas de los muros interiores de Santullano. En 1940 Luis Menéndez Pidal tuvo que restaurar el edificio. La solución del porche de entrada. siempre se ha denun- ciado la agresión debida al trazado de la autopista A-66. con motivo de los desmontes de la autopista. publicando un texto sobre la intervención en 1916. La colocación de la bóveda de ladrillo barroca obligó a bajar las ventanas de la nave mayor. publicó en la última década del siglo XIX varios traba- jos sobre los monumentos asturianos del siglo IX. También colaboró con Selgas el arquitecto diocesano Fermín Canella Secades. especialmente los del siglo XVIII. para divulgar el conjunto en unas famosas láminas que publicó. para dar unidad a los restos fragmentados de sus pinturas murales. Selgas siguió una línea restauradora consis- tente en buscar la unidad de estilo.. Selgas se confundió con la datación de la espadaña. el trastero y “toda la churrigueresca retablería”. es poco convincente a la vista de los demás modelos asturianos con triple compartimentación del nártex. El mal estado de las cerchas de la cubierta. a pocos metros del templo. por lo que dejó des- carnado el sillarejo de los muros. en este caso. cuando se había transformado la basílica por lo que el llama “. Tampoco creía el arqueólogo que el templo estuviese enfoscado exteriormente cuando se construyó. de la sacristía de 1800. estudioso del Prerrománico Asturiano. manteniendo este elemento. en que se restauró el templo durante el periodo románico. que refleja la frivolidad con que en la época se arrasaba con todo tipo de obra o mobi- liario barroco. como arqueólogo y miembro de la Comisión Pro- vincial de Monumentos. Desde entonces. conservando una con la fecha de 1165. que no era prerrománico. término empleado por Selgas.260 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 1912 y 1915. con celosías de nueva construcción según dibujos realizados por Vicente Lampérez.la mal entendida piedad de los fieles que gustan de tan desdichado estilo”. que le hicieron acreedor a un puesto como Correspondiente en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando. Gracias a la restauración se puso en valor el edificio. obligó a sustituirlas por una estructura nueva. el edificio ha sido objeto de conservación y varias restauraciones. siendo elevadas otra vez. Se desprendió al templo del pórtico moderno colocado en 1774. para consolidarlo. sin que puedan ignorarse las consecuencias de todo tipo. que le acarreará en el futuro. Selgas dirigió las obras de restauración. La necesidad legal de que el proyecto de restauración lo firmara un arquitecto la resolvió Selgas mediante la colaboración de su amigo Vicente Lampérez. tomando dibujos de los restos conservados. Sin embargo. adoptada por Selgas.(214) Selgas. aunque no está demostrado que éste participase materialmente en los trabajos.

A partir de ese momento es cuando se cambia su uso y pasó a convertirse en iglesia. Entre finales del siglo XIII y principios del XIV. sin el socorri- do mobiliario urbano de relleno. los eruditos que estudiaban la arquitectura asturiana la consideraban un templo. La originalidad de su decoración. En la parte baja. como basílica real. la iglesia de San Miguel de Lillo. Las naves se cubren con bóvedas de cañón de mortero de toba. elevando en un lugar cercano. Cuando se encargó el proyecto de restauración para Santa Cristina de Lena en 1886. Interiormente. la Real Academia de Historia. que aprece reproducida en un grabado de Parcerisa. el edificio contó con pinturas murales. tras derribar otra anterior románica. de similares características. las dependencias del palacio se derrumbaron. nueva en el panorama astu- riano. La portada de ingreso al piso superior delata su origen gótico. Exteriormente. provo- cando algunas críticas de especialistas. Los muros este y oeste concentran la decoración. Igualmente se acondicionó el terreno circundante de forma poco noble. en especial de la espadaña que le pusieron en 1856.(216) En enero de 1885 fue declarada Monu- mento Nacional. cuando el templo de “los prados” exigía una simple pradera. PRERROMÁNICO 261 La restauración de las pinturas se realizó durante varias campañas. con medallones. la convierten en la pieza más destacada del siglo IX español. Sobre estos arcos se abre una ventana de tres huecos. en ellos se abren sendos mirado- res formados por triples arcos de medio punto peraltados que apoyan sobre columnas soguea- das. molduras de florones y cabezas de clavo. que no han llegado hasta la actualidad. quizás debido a un corrimien- to de tierras. cerca de Oviedo. sin identificar su destino civil original. siguiendo el sistema de la Cámara Santa. contrafuertes estriados recorren los muros. institución encargada de los Monumentos Na- cionales. aunque hasta 1931 no se la liberó de los añadidos y reformas que la habían convertido en iglesia. . Durante el siglo XVIII. El edificio conocido históricamente como Santa María del Naranco consta de dos naves superpuestas. por Real Orden procedió también al encargo del proyecto para restaurar igualmente los Monumentos del Naranco a los arquitectos provinciales Javier Aguirre y Nicolás García del Rivero. entre 1972 y 1984. La exigencia de la entrega de aquellos documentos hace sospechar que no los realizaron. lo que otorga al edificio una mayor sensación de verticalidad. como palacio por Ramiro I (842–850). El destino de Santa María del Naranco Esta construcción fue levantada en la ladera del monte Naranco. reforzadas con arcos fajones. con la intención de liberarla. a modo de podium. un zócalo sustenta el edificio. ya fuertemente determinada por su altura. como también ocurrió en ese momento con San Miguel de Lillo. con arco apuntado. relieves y cordones de soga. Fortunato de Selgas intentó restaurar Santa María del Naranco.

pasando de las grandes intervenciones del pasado a operaciones puntuales de precisión y alta tecnología. Las obras consistían en la reparación de la cubierta. con los arcos exteriores cegados. afectando entre otros a las construcciones del Naranco. El edificio. púlpito lateral. llamada desde entonces Palacio del Naranco. empotrados en los vaciados de los arcos murales interiores. En 1932. El arquitecto Manuel García se encargo de las obras en Santa María. convertido en templo. bajo la dirección de Luis Menéndez Pidal. que con el tiempo van desapareciendo. Se trataba de la iglesia del antiguo palacio del Naranco. la limpieza y saneamiento de los paramentos pétreos interiores y exteriores. más lavado y más manipulado. El interior estaba acondicionado con todo tipo de mobiliario litúrgico. en el exterior. cada vez más nuevo. Santa María del Naranco recuperó su aspecto original con una intervención profunda. los elementos artísticos debieron sufrir daños importantes.(217) De todo ello la intervención más delicada era la limpieza de paramentos. afectando necesariamente su limpieza a la pátina tan consustancial con el monumento. Coincidiendo con este reconocimiento mundial del Prerrománico Asturiano. y en 1985 fue declarada Patrimonio de Humanidad por la UNESCO. Las restauraciones no han parado. altares y confesionarios. tenía instalado el ábside en el mirador oriental. Enigma y debate sobre San Miguel de Lillo San Miguel de Lillo pertenece al grupo de edificios que ordenó construir Ramiro I durante su reinado (842-866). Durante la Guerra Civil. la colocación de un drenaje perimetral y la reparación de las carpinterías. De todo ello sólo nos queda un edificio. acompañado de todo tipo de especialistas. como puede apreciarse en fotografías de la restauración. reja ante el ábside.262 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA manteniéndose estas iglesias sin restaurar. en la que por la situación de deterioro. El entorno estaba cerrado con una valla y un murete de piedra. Se suele escribir que a finales del siglo XIII o principios del XIV un corrimiento de tierras derrumbó una parte . mientras que rellenos de tierra mantenían ocultos los ni- veles de arranque perimetrales de los muros. sin los añadidos que entonces tenía. Todo estaba encalado y pintado. e identificada como Palacio de Ramiro I. se elevaba entonces una espadaña. Detrás se le había adosado una casa para sacristía y dependencias parroquiales. sobre los que aún se conservan sutiles relieves. en 2005 el arquitecto Fernando Nanclares inicia una nueva campaña. Sobre la doble escalera de acceso. En la colección decimonónica Monumentos Arqui- tectónicos de España ya estaba reproducida Santa María del Naranco. igual solución y añadidos afectaban al costado oeste del edificio. en las que la arquitectura tiene poco que decir. el Gobierno Autonómico encargó una serie de proyectos para la rehabilitación y adecuación del entorno de este patrimonio. el palacio del Naranco no sufrió daño alguno.

tiene toda la buena gracia que en una Iglesia Metropolitana se puede poner. Exteriormente destaca la decoración de las jambas de la puerta de ingreso. siendo la cabecera lo que hoy se conserva.. Mirado por defuera se viene á los ojos con mucho contento su buena proporción. El ábside actual es un añadido románico. (218) Sobre la planta ori- ginal se sostienen varias teorías. y sobre ésta se halla la característica cámara alta. quedando en pie tan sólo el cuerpo que ha llegado hasta la actualidad. La posibilidad de utilizar obreros para excavar en el exterior de la obra le permitió plantear hipótesis sobre la verdadera forma de San Miguel en el periodo Prerrománico. En cuanto a la ornamentación. donde se aprecia que la puerta de acceso estaba tapiada. El espacio interior está dividido en tres naves separadas por medio de arcos que apoyan en columnas con basas historiadas.. la iglesia de San Miguel de Lillo fue estudiada en profundidad en 1917 por otro ilustre histo- riador. Actualmente aún quedan restos de estas pinturas murales en los muros este y sur de la nave. Aureliano de Llano. por considerarse la iglesia ruinosa e indecente. lo que si reconoce como medieval es el ábside.. con dos relieves que reproducen escenas bizantinas del siglo VI y celosías con detalles decorativos de sogueados. A la entrada de la actual iglesia se encuentra la tribuna real. PRERROMÁNICO 263 del edificio.. con unas construcciones adosadas. alegra la buena correspon- dencia. cuya profesión era Técnico de la Construcción. inicialmente. tienen mucha razón nuestras crónicas de encarecer mucho la lindeza deste Templo. El templo se encontraba en el siglo XVI encalado exteriormente. aunque no apreció que se tratase de un edificio recompuesto o destruido.(219) Si el erudito asturiano Fortunato de Selgas fue el estudioso y restaurador de Santullano. unas apuntan a que. “A esta de San Miguel le han arrimado unos portales. le colocaron el ábside trasladado de un templo medieval. inicialmente los muros estuvieron decorados. situación de deterioro y abandono que recoge en 1854 una fotografía de Clifford. con dos pequeños espacios a am- bos lados. sino el ábside ori- ginal prerrománico. que le quitan algo de su bella vista por un lado”. se trataba de una iglesia de planta basilical o cruciforme con tres cortas naves. . Ambrosio de Morales se fijó en este templo en 1572. “. y visto de dentro. al igual que sucede en las bóvedas. durante su viaje por Asturias por encargo real. según Fortunato de Selgas. Las diversas cubriciones de los pequeños tramos se hacen con bóvedas de cañón. otra teoría aventura que el cuerpo conservado no son los pies de la iglesia. Ambrosio de Mora- les llegó a ver en el siglo XVI las ruinas del palacio del Naranco construido por Ramiro I. El templo había dejado de prestar servicios religiosos en el año 1838.”. pero otra teoría documentada expone que fue en 1782 cuando se cayó medio edificio y.

nadie suponía que se trataba de una gran basílica de largas naves. con solución basilical pero sin cambiar la orientación del templo. Lampérez. ni por el agrupa- miento de cuerpos entra en el tipo latino”. que hasta aquel momento parecía tener un crucero a los pies. aunque sin cúpulas. el es- calonamiento de las cubiertas y el crucero. defendida en Roma ante arquitectos y arqueólogos italianos. pintorescas y atípicas. dividido en espacios fragmentados. descubrió era el nártex. Lorenzo Arias planteó otra propuesta. Para González. Esta nueva solución obligaba a darle la vuelta a la orientación del edificio y suponer que la entrada actual era realmente el ábside original. manteniendo el crucero a los pies. Esta teoría sobre el bizantinismo de Lillo. como los templos otonianos alemanes. con la aportación valiosa de sus arqueólogos Haupt. Marcel Diulafoy. Los restos de su cimentación descubiertos fueron confirmados inmediatamente por los arquitectos Bovés y García Martínez. El debate sobre la planta y el trazado real de San Miguel se agudizó cuando se publicó en 1974 la tesis doctoral sobre esta iglesia del entonces archivero auxiliar de la catedral de Oviedo. unas excavaciones definitivas en 1989. para explicar una solución basilical que se copiaría años después. Woermann. fue defendida también por Lampérez y Selgas. pues consideraba que no respondía a este tipo: “ni por la disposición de las naves. aunque sin separar los tres ábsides por muros. expuso que respondía más a un templo de tipo bizantino. Con los restos encontrados de cimientos. como sería normal. es decir. aunque rectificó su opinión en 1917. A las hipótesis sobre la estructura de Lillo se unió el Instituto Arqueológico Alemán. . según su tesis. Con esta planta todo encaja. Vicente González.264 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Hasta que Llano excava en Lillo. finalmente. arqueólogos y estudiosos. La reconstrucciones del templo con alzados y secciones realizadas por estos autores son raras. a escala menor. por lo que la aventurada solución. las hipótesis sobre su planta eran muy tímidas. muy transformado. que durante décadas estudiará el templo. en San Salvador de Valdediós. con sendos planos que no responden a ninguna tipología contemporánea hispana.(220) El marqués de Lozoya no quiso definirse sobre la nueva propuesta de planta para la iglesia en el prólogo del libro. ni por el sistema de cubiertas. variando solamente en la estructura volumétrica. con planta casi cuadrada. Schlunk y. justificado por los diversos enterramientos que allí existían. habrían desaparecido las naves y los ábsides. que poco añaden al debate sobre el tipo de templo. Otro famoso historiador del Arte francés. basada en las excavaciones alemanas. no estaba de acuerdo con la forma basilical alargada del templo. no coinci- diendo con formato prerrománico europeo conocido alguno. cuando lo que. En 1992. Hay más propuestas de historiadores. Aureliano de Llano dibujó la planta basilical completa. y colocando en tramos alternos bóvedas perpendiculares sobre las naves laterales. por ejemplo. el error de Aureliano de Llano era creer que había excavado y desenterrado el ábside de la iglesia. El proble- ma planteado entonces era dar forma al edificio. fue muy contestada.

La singular sección de la nave. mientras que los restantes per- tenecen a la capilla mayor y al pórtico. idéntica a la de Santa María del Naranco. su ini- ciador. Tiene una planta rectangular.(223) La cubierta abovedada tampoco era una idea nueva de Velázquez Bosco. Sólo problemas de aguda urgencia o conservación lo justifican. PRERROMÁNICO 265 No debe extrañar que surgiera la tentación de reconstruir San Miguel de Lillo. situado al fondo de la nave con tres arcos ligeramente peraltados sostenidos por cuatro columnas.(221) Aguirre trataba de reconstruir el edificio por completo. a la que se adosan otros cuatro cuerpos cuadrangulares. Los locales situados en los costados norte y sur corresponden a estancias utilizadas como servicios del templo. en 1877. estando cubierta hasta entonces con una estructura de cerchas de madera. Velázquez Bosco. responde a posibles destinos protocolarios del uso real. tanto la redacción de José Amador de los Ríos como las excelentes ilustraciones de Jerónimo de la Gándara reconstruían un . cuando el arquitecto Javier Aguirre presentó a la Administración un proyecto de restauración que fue rechazado por el Ministerio de Fomento y la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando. Velázquez Bosco se apoya en los otros edificios ramirenses para justificar la solución propuesta como una cons- tante de la arquitectura asturiana. que data del siglo IX. sucesor de Ramiro I. de la que carecía. ya que en la publicación de Santa Cristina de Lena para la serie de Monumentos Arquitectónicos de España. siguiendo la hipótesis arqueológica que lo devolvería a su aspecto ramirense original. Los retrasos en la tramitación administrativa hicieron que la obra la realizara finalmente el arquitecto Juan Bautista Lázaro en 1892. Aunque la definición estilística de estos edificios era entonces algo vaga e incierta. como ocurrió en 1886. que tiene a ambos extremos dos pequeñas estancias. realizó un proyecto de restauración para Santa Cristina de Lena. El proyecto pretendía: “devolver a la iglesia a su primer estado por medio de entendida y prudente restauración”. como dice la memoria. No entendía el edificio como algo completo. pertenecientes al periodo visigodo o al mozárabe. aunque siguiendo fielmente el proyecto. en cuyo muro se encajaron celosías y piedras decoradas.(222) Santa Cristina de Lena y su bóveda moderna Este edificio. siguiendo los principios de restauración de estilo de Viollet le Duc. consistente fundamentalmente en dotar al templo de una bóveda de cañón sobre arcos fajones. Es destacable en todo ello la presencia del iconostasis. fue terminado por Ordoño I. con plataformas elevadas a varios niveles y pequeñas escaleras. fechado en junio de 1886. La capilla y la nave tie- nen una arquería ciega recorriendo interiormente sus paredes. todos ellos cubiertos con bóvedas de cañón. La propuesta que hizo el restaurador respondía esencialmente a la idea de Lampérez de un templo con la errónea planta cuadrada. Se ha denunciado en distintos momentos lo innecesario que es intervenir en San Miguel de Lillo. con su traumatizada estruc- tura arquitectónica.

” Su método.(225) Es entonces cuando se le quitó la espadaña añadida a la fachada y otros añadidos. Fue muy criticada en la publicación oficial del Colegio de Arquitectos de Asturias la restauración que se realizó en 1980. sin arcos. En la memoria del proyecto. La reparó entonces Alejandro Ferrant.. Resulta incomprensible que se pueda justificar la refor- ma de Santa Cristina de Lena con los argumentos totalmente contrarios que expone Velázquez Bosco en la memoria de su proyecto: “. conservacionista y respetuoso con los monumentos. restaurador considerado riguroso. Tras la Guerra Civil. en la restauración de monumentos antiguos domina hoy afortunadamente un criterio que regía no hace muchos años y que hoy mismo preside en no pocas restauraciones y es que todos aquellos monumentos cuya importancia descanse más en el valor histórico que en el artístico no deben en manera alguna restaurarse sino conser- varse o sostenerse. que hubieron de repararse entre 1950 y 1952. El texto era tajante al suponer.. que siempre trató de alterarlos lo menos posible. innecesaria y peligrosa.. sin demasiada justificación. que el edificio tuvo originalmente una bóveda.. por irreflexiva. interpretado hoy en día como restauración filológica o como restauración históricamente correcta. mientras que ningún templo asturiano tenía arcos fajones en las bóvedas de cañón ni bóvedas de sillería. . bajo la dirección de Luis Menéndez Pidal. se encontraba muy deteriorada con importantes daños. más guiado por la elocuente imagen del templo ramirense abovedado que por un contundente apoyo arqueológico que no existía. ya que los casos anteriores de la Cámara Santa o Lillo eran bóvedas de mortero con toba. (ya que) le quita también su mayor importancia que es su valor histórico. cuando en aquella fecha no se sabía que era realmente un salón palaciego y no un templo. En 1934 la bóveda fue parcial- mente destruida durante la sublevación de Asturias. Velázquez Bosco basa la justificación de la bóveda en las ménsu- las de apoyo existentes: “.. el cual desaparece con la autenticidad que pierde con la restauración”. mientras que el resto de los templos astu- rianos estaban cubiertos con madera.a (estos) testimonios se agrega el más eficaz por ser el que propor- ciona el estudio del monumento mismo. el cual proporciona todavía señales de la existencia de la bóveda así como las ménsulas que sostenían los arcos fajones en un todo a las de la iglesia de Santa María del Naranco. tocó lo imprescindible los mu- ros reponiendo algunos sillares deteriorados. lo que realmente consiguió fue copiar la bóveda de Santa María del Naranco.266 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA monumento ideal asturiano con su bóveda ramirense incluida.. pero no tuvo reparos en llevar a cabo el proyecto de Velázquez Bosco.(224) Juan Bautista Lázaro.

que apoyan en pilares prismáticos. como absurda y pretenciosa solución. en 1963. que quizás le sirviese de último retiro. De planta rectangular.(226) En diciembre de 1958 fue declarado Monumento Nacional. La decoración interior era muy similar a de San Julián de los Prados. cuando el historiador Joaquín Manzanares lo dio a conocer en 1954 como prerro- mánico del periodo de Alfonso II. que se encontraba completamente en ruinas. PRERROMÁNICO 267 La reconstrucción arbitraria de Bendones En el año 905 ya aparece nombrada esta iglesia en la donación realizada por Alfonso III a San Salvador de Oviedo. Menéndez Pidal eli- minó una serie de testigos existentes en los muros. después de haber sido reconstruido aquel mismo año por la Dirección General de Bellas Artes. siendo la primera la perteneciente a Santianes de Pravia. Durante la restauración. cubiertas con bóvedas de cañón y crucero. arruinándose su fábrica. carece de naves. según las críticas publicadas con posterioridad. con una falsa torre que imita estar inacabada. Al igual que otros edificios del anterior periodo ramirense. Este templo parroquial. La cabecera presenta . fue in- cendiado en 1936. en el que se había perdido totalmente el aspecto original.(227) inventándose un templo prerrománico sin demasiado rigor. según diversos estudios. El edificio. se llevaron a cabo obras de restauración en el conjunto. hermanado con Santullano. traduciéndose al exterior mediante la jerarquización y significado reli- gioso de cada uno de los espacios. puede considerarse como la segunda en antigüedad del periodo Prerrománico Asturiano. las tres naves y. Reformas en las basílicas menores de Asturias El templo de San Salvador de Valdediós fue consagrado en el año 893. Sobre una planta rectangular se distribuyen el amplio pórtico. que respondían a la forma original de las cubiertas no respetada. sólo tiene capillas absidiales. las tres capillas absidiales. en la capilla mayor. correspondiéndose con éstas. Ha de destacarse. igualmente. tras ser depuesto del trono por sus hijos. Las estrechas naves se cubren con bóvedas de cañón corrido sin arcos. Menéndez Pidal y a finales de los años noventa. como parte de la edi- ficación palatina mandada construir por Alfonso III. El arquitecto Luis Menéndez Pidal se hizo cargo de la reconstrucción. En la actualidad la composición de sus cuerpos es parecida a la de San Julián de los Prados. en San Salvador (el Conventín) destaca la verticalidad y el equilibrio de los espa- cios abovedados. fue reconstruido en 1958 por L. característica que ha llevado también a deducir que ambas igle- sias pudiesen pertenecer a un mismo tiempo y autor. la presencia de un ara que. Se pretendía entonces sustituirlo por otro templo moderno. En la restauración se alteró de forma arbitraria el rimo de las cubiertas y los volúmenes de la cabecera.

destaca la simple pero rotunda volumetría basilical. cubiertos con bóvedas de cañón. mientras la maleza y el abandono parecen haberse apoderado del pequeño edificio. adosado al costado meridional. más ancho el central. así como de celosías donde se aprecian lacerías cordobesas y atauriques. La Consejería de Cultura de Asturias tenía pendiente en los últimos años una nueva intervención en San Salvador de Valdediós. sólo que sin crucero. que recuerda a la mutilada iglesia de San Miguel de Lillo. Exteriormente. A mediados del siglo Luis Menéndez Pidal le restauró las cubiertas y el entorno. No se aprovecharon las obras de restauración para eliminar la espadaña del siglo XVIII. En las primeras décadas del siglo XX fue desprendido de aña- didos. repitiendo la división de las naves con tres espacios. proveniente tan sólo de las pequeñas saeteras abiertas en los muros.(228) Para ello se levantó otra vez la cubierta. se le adosó en el siglo X. que le sobra al templo. siendo restaurados los ventanales de la nave mayor y sustituidos por nuevas ventanitas geminadas. templo con planta basilical de tres naves. que al parecer no precisaban reparación alguna. para cambiarle de nuevo la cubierta y refor- zar una de las bóvedas. es muy parecido a Santullano. que se cubre con una bóveda de cañón apoyada sobre columnas. con la central más ancha que las laterales y tres ábsides. perforando los cascarones y los muros de la habitación situada sobre el ábside. cuando un elemental y tosco porche cubría la portada. de las que sólo la central se ilumina con luz natural. Tampoco es acertado el ridículo recinto que rodea el entorno del templo. que debería ser simplemente de césped. con una serie de construcciones adosadas lateralmente al pórtico mozárabe. La iluminación natural es escasa. realizada por la arquitecta Mª del Mar Benito. En el conjunto. La obra. Sobre las tres capillas hay otras tantas estancias inaccesibles. dotado de una ornamentación mo- zárabe. Estos recintos de uso desco- nocido son característicos de los templos asturianos de este periodo. La restauración de que fue objeto en 1980 desató duras críticas sobre las intenciones y méto- dos empleados para reforzar las bóvedas. arrasando áreas de tégula original existente bajo la teja árabe que entonces la cubría. destaca el denominado pórtico real.268 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA el esquema clásico asturiano. Las imágenes antiguas que se conservan del templo de Valdediós. paralizada en tanto no se concretara el Plan Director del Prerrománico que debía firmarse con el Ministerio de Vivienda. La separación de las naves se hace con arquerías de medio punto que apoyan sobre pilares rematados en . estuvo promovida por la Dirección General de Bellas Artes. muestran su estado en el siglo XIX. Se le colocaron a las bóvedas de toba zunchos de hormigón de enorme grosor (30 cm x 40 cm) para lo pequeño de la estructura. entre ellas una litografía de Parcerisa. posterior al templo. Este pórtico. San Pedro de Nora. Como el resto del Prerrománico Asturiano. Valdediós ha sido excesivamente limpiada en su exterior.

en 1905 y en 1936. Nora fue identificada por Manuel Gómez Moreno en 1918 en su obra Iglesias Mozárabes. Se incendió dos veces. En San Adrián existe una clara influencia mozárabe. PRERROMÁNICO 269 capiteles de imposta y decoración de molduras. más ancha la central. Santiago de Gobiendes y San Salvador de Priesca. La fundó Alfonso III y su esposa Jimena de Navarra en 891. El edificio de la iglesia prerrománica de San Adrián de Tuñón se enmarca dentro de las ar- quitecturas modestas asturianas. Sobre la capilla mayor hay una dependencia a la que sólo puede accederse desde el exterior.(230) Para más desgracia. entre 1953 y 1957. Esta iluminación se completa con un amplio ventanal.(229) Se apeó y desescombró en 1946. reconoció que se parecía mucho a los templos del primer periodo asturiano. advirtiendo que era absolutamente desconocida. con dos pisos cada una. de celosía. Del mismo modo que es también en este periodo cuando el arte asturiano comienza su difusión por los territorios gallego y leonés. cuyos arcos de ingreso son también de medio punto. de agresivo e intolerable aspecto. durante la Guerra Civil. al igual que ocurre en los edificios posramirenses de San Salvador de Valdediós. que reinventa de forma tosca y pintoresca el Prerrománico Asturiano. con arcos de ladrillo. Tampoco completó. adosadas a los muros norte y sur existían dos pequeñas estancias. situado en el muro occidental. formando parte de la donación que realizó Alfonso III a la Catedral de Oviedo. La nave central se cubre por medio de una cubierta de madera a dos aguas. abocinadas las laterales. coincidentes con las arquerías que dividen las naves. que se han perdido. por lo que debió recons- truirse diez años después por el arquitecto Luis Menéndez Pidal. Los ábsides se cubren por medio de bóvedas de cañón. Pese a suponerla del siglo X. El espacio de éstas viene determinado por un muro con arcos de medio punto peraltados. como realmente era. sobre los que se abrieron los huecos que iluminan la nave principal. a través de una ventana tripartita y ajimezada. Estas capillas reciben iluminación por medio de pequeñas ventanas. se reconstruyó con una restauración de estilo. Se conoce una primera restauración en el año 1108. que siguen la tradición constructiva basilical iniciada en el periodo de Alfonso el Casto. Como puede observarse en la planta. luego. Nora se ha visto rodeada por construcciones modernas. Las naves se enfrentan a sendas capillas. al igual que en San Julián de los Prados. de arbitraria implantación. así como las capillas adosadas a las naves laterales. por desco- nocimiento de la tipología. y más amplia la correspondiente a . los cuerpos laterales prerrománicos que había tenido el templo en el nártex. Tiene una planta rectangular en la que se inscriben tres naves abovedadas. La falta de criterio llevó al arquitecto a construirle un campanario exento. El primer documento que hace mención de la iglesia es del siglo X. y recibe iluminación natural a través de tres huecos abiertos en el muro.

al parecer entre los escombros. por lo que hubo que restaurarla en sucesivas campañas de 1941. sobre el que hay una tribuna. en la actualidad. cubriendo la nave con un techo plano de escayola. que está empotrada en el exterior del muro de la capilla mayor. De tal reedificación queda constancia en una inscripción existente en la parte superior de una ventana ajimezada. El edificio tiene a los pies un nártex con tres divisiones. 1948 y 1950. Un documento del año 921 recoge que el templo fue donado por Ordoño II a la catedral de Oviedo. todo ello siguiendo el esquema . Fue declarada Monumento Histórico Artístico en 1931. A todo ello debe añadirse que en los muros norte y sur se construyeron dos pequeños cuerpos adosados. una esvástica. Entre los daños destaca el que afecta al entorno. Tanto los pies como la cabecera han sido modificados prolongándolos. Una actuación reciente de restauración se centró en acometer un sistema de drenaje que evite la presencia de humedades en el interior del edificio. tres ábsides y pórtico. Los trabajos más recientes también afectaron a la parte posterior de la nave del templo. en palabras de Aurelio del Llano. sobre ésta. una cuadrifolia y. Los muros fueron construidos con mampostería. El templo actual es producto de sucesivas intervenciones que se han llevado a cabo a lo largo de los siglos. reservando piezas mayores para esquinales y algunos vanos. pero fue «bárbaramente reformada». entre los que se perdió. Entre 1984 y 1988 se sometió al tem- plo a una nueva restauración bajo la dirección del arquitecto Magín Berenguer Díez.(231) Sobre esta restauración hubo duras críticas por el poco cuidado prestado a los restos encontrados. El edificio actual llegó al siglo XVII sin demasiadas alteraciones. tan sólo el cuerpo central y las capillas laterales pertenecen al edificio original. procedentes del cementerio aledaño.(232) La basílica de Santiago de Gobiendes pertenece a los edificios construidos en el último perio- do de la monarquía asturiana. aspas. La planta es rectangular y en ella se distribuyen el vestíbulo. llevándose a cabo su consagración el 24 de septiembre del año 921. Fue declarada Monumento Nacional el 3 de junio de 1931. compuesta por dos arquillos peraltados y un monolítico pilar central decorado con sogueados. es de madera a dos aguas. ca- racterísticos del Arte Asturiano. Tiene una planta basilical con tres naves. La iglesia de San Salvador de Priesca fue concluida tras la muerte de Alfonso III. En el in- terior se instaló una ridícula estructura metálica colgada con unos focos que iluminan la pared. tres naves con la central más ancha y tres ábsides rectangulares. Luis Menéndez Pidal.270 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA la capilla mayor. Durante la Guerra Civil fue incendiada quedando arruinada. un importante fragmento del cancel prerrománico de mármol que existía ante el altar. por el arquitecto de zona de la Dirección General de Bellas Artes. según se recogía en una lápida desapare- cida. construyéndose por entonces el pórtico a los pies y un nuevo y más amplio ábside. La cubierta. agredido por construcciones modernas. en el año 1853.

realizadas en ladrillo. se pierde en los tiempos. asociadas a Don Pelayo y al culto a la Virgen. La capilla mayor se cubre por medio de una estructura abovedada. cabando agujeros. a las que suelen recurrir las restauraciones. La mención a la cueva abierta en la roca. con el fin de dar lugar a una pequeña estancia oculta superior. 1949 y 1954. encajonaron en la peña vigas. Covadonga no reunía demasiados elementos notables en sus construcciones tan dignos de admiración como requería su papel legendario. Ori- ginalmente. con sus espectaculares cascadas. La crónica de Ambrosio de Morales. todas ellas procedentes de . Mito y arquitectura en Covadonga Pocos parajes españoles se prestan tan adecuadamente para sustentar valores míticos sobre el nacimiento de un pueblo o una nación como Covadonga. describe el primer templo conocido que se instaló en la cueva o gruta abierta en la roca. los muros de la iglesia presentaban pinturas murales. Unos años después. Cada uno de los paños del muro está recorrido por tres arquerías ciegas que apoyan en columnas realzadas sobre un zócalo. enviado por Felipe II. que produjo la ruina del edificio. Pocos paisajes reúnen como Cova- donga las condiciones románticas necesarias para servir de escenario a todo tipo de leyendas épicas o religiosas. Dice Morales: “Para hacer iglesia en la misma cueva. En los años 1942. muy semejante a la de San Julián de los Prados. En 1914 el arquitecto Manuel del Busto realizó una restauración tan criticada como poco acertada. Solo Montserrat puede compararse en España al lugar más carismático de Asturias. Manuel Gómez Moreno recogió este templo entre las iglesias mozárabes españolas. y desto tiene temor quien mira de abajo”. pero gran parte de ellas se perdieron en el incendio acaecido durante la Guerra Civil. Es destacable el modo en que se desdobla en alzado el ábside central. que según la tradición sirvió de refugio a los cristianos en su hostigamiento al ejército musulmán en el 711. en el siglo XVIII.(233) En Priesca se observa claramente cómo el prerrománico astur estaba enfos- cado exteriormente y no con las mamposterías vistas y descarnadas. La nave central se ilumina por medio de una serie de huecos rectangulares cerrados con celosías. manteniendo algunos añadidos exteriores adosados a la estructura asturiana original. así como la espadaña. Sin embargo. Por otra parte. PRERROMÁNICO 271 de la mayoría de las iglesias asturianas. la ornamentación interior se concentra en este ábside principal. que apoyan sobre pilares de sección cuadrada. Las naves están separadas por medio de arquerías de medio punto. aunque reconocía que es un templo del grupo asturiano. el arquitecto Luis Menéndez Pidal la restauró completamente. las quales vuelan tanto sin ningún sosteniente que parece milagro no caerse con todo el edificio. en 1919.(234) Las imágenes del primer templo de Covadonga.

llegando a cubrir las bóvedas de la cripta. Frassinelli inició las obras de la basílica de Covadonga en 1877. con la ayuda del también arquitecto Mauricio Jalvo. recogida en un cuadro de Villaamil. Pero la actuación de Frassinelli no había concluido. que hubo que diseñar de nuevo. Pelayo. En el citado año se produjo un incendio que acabó con aquella efímera y frágil arquitectura. Para encajar el camarín de Frassinelli. para entregar los planos del nuevo templo a la Cámara de Castilla en 1780. según proyecto de Caunedo en 1860. quedando todo el con- junto en estado de ruina y abandono. residente en el pueblo de Corao. tras hacer los cimientos y preparar la plataforma. En 1876 se reconstruyó la iglesia de la colegiata de San Fernando. retirará al artista alemán de la dirección.(235) Un año después se inician las obras aunque. cuyas depen- dencias fueron ampliadas en 1950. sustituyéndole el ar- quitecto Federico Aparici que. todo ello elevado sobre un sólido macizo. Para cubrir las necesidades de culto. representan una construcción en madera colgada en voladizo. durante el siglo XVIII. . Será en 1872 cuando se asocia al futuro de Covadonga la figura del alemán. Lampérez criticaba la aparatosidad del edificio. El día 7 de septiembre de 1901 se inauguró la basílica de Covadonga. por no contar las obras con un técnico cualificado. que pretendió sustituirse por un estrafalario de- corado de castillo medieval.272 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA grabados anteriores a 1777. reordenando la plataforma con balaustrada que cubría toda la oquedad. apoyándose en lo reali- zado con anterioridad. erudito y dibujante que proyectó una nueva capilla para la cueva. con un frente abierto de tres arcos.(236) En 1873 se inicia- ron las obras. completó la construcción del templo neorrománico. Ven- tura estuvo en Covadonga estudiando el lugar. En 1778 D. lo refleja el encargo que Carlos III hizo al arquitecto Ventura Rodríguez. en cuyo interior se hallaría el panteón de D. El anejo convento de San Fernando sufrió en 1868 el desplome de una roca que arruinó la iglesia. de estilo neoramirense. instalado en un paraje natural poco afín para este tipo de arquitecturas. recordando en su traza al santuario de Loyola de Carlo Fontana. En 1874 el obispo de Oviedo Sanz y Forés le encarga el proyecto de un grandioso templo. que completaría el conjunto. Era un edificio circular con cúpula y pórtico tetrástilo corintio. se interrumpieron indefinidamente en 1792. se construyó una pequeña ermita rústica en la cueva en 1820. careciendo de interés arquitectónico alguno. obra iniciada cien años antes en pleno estilo barroco. La importancia del lugar. El proyecto responde a una concepción clasicista para un gran templo de planta centrada que estaría co- locado en una cota inferior a la cueva. con una columnata circular en su interior y un camarín en el eje. que ocupa gran parte de la abertura de la roca. Sin embargo la denuncia de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando. para que realizase un proyecto de Santuario. hubo que ampliar el hueco de la cueva. Roberto Frassinelli.

13. “Arquitectura Carolingia y Románica 880/ 1200”. 194.F. 185. La basílica se dedicó a sala de espectáculos. 193. 148. 58. encargándose el arquitecto Luis Menéndez Pidal de proyectar una nueva capilla para la cueva. “Santa María de Melque”. Tomo I.. Caballero Zoreda. Gómez Moreno. Madrid 1982. Fernando. Comp. Madrid 1982. Págs. 198. Carlos. Aunque la conservación de Santiago de Peñalba es bastante buena. Navascués. sobre el mismo debate. desapareciendo la imagen de la Virgen. “Historia de la Arquitectura Occidental”. Iglesia visigoda” en B. Gómez Moreno. J. 141. Kenneth John. Caballero Zoreda. “La restauración monumental como proceso histórico: El caso español” en “Cur- so de Mecánica y Tecnología de los Edificios Antiguos”. Madrid 1964 y Ávila 2001. Madrid 1989. Covadonga sufrió nuevos y dramáticos episodios en su historia. Ángeles.S. 188. Manuel. 20. aunque algunos historiadores pasen por alto estas interven- ciones. Pág. Conant. En 1938 una Comisión oficial formada por el arquitecto Muguruza y los historiadores marqueses de Lozoya y Rafal acordó no reconstruir el camarín neoramirense. Tomo II.(237) En 1945 se realizaron estas obras. Univ. Chueca Goitia. Madrid 1919.A. Fernández Muñoz. Pág. Madrid 1998. en “Academia” Revista de R. Madrid 1989. Notas capítulo 6 184. “Arte y Arquitectura en España 500/ 1250”. Ángel Luis. Fernando. “La iglesia y el monasterio de Santa María de Melque (Toledo)”. PRERROMÁNICO 273 Durante la Guerra Civil.E. Valladolid 1906. “Iglesias Mozárabes”.A. 121 . . “Historia de la Arquitectura Española”. 186. Pág. 31. Salvada del naufragio” en R&R Nº 22.B. “Historia de la Arquitectura Occidental”. Manuel. 190. la colegiata a leprosería y el camarín de Frassinelli fue saqueado y arruinado. Pág. Igualmente de la misma autora son varios artículos. Espinosa Cilla. “Estudio previo a la restauración de la iglesia de Santiago de Peñal- ba (León)” en Restauración Arquitectónica II. “Iglesias Mozárabes”. Fernando. Tomo II.”San Juan de Baños. Manuel. 195. Florencia 1997. en su Tesis Doctoral “El Arte Medieval y la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando”. 197. Martín.L. 200. 265.C. Sánchez. Pág 59 . Madrid 2001. León 1979. 191. Pág.S. y Fernández Mier. Madrid 1919. 196. estado de la cuestión” en “Archeologia dell`architettura” 2. Margarita. tan carentes de valor arquitectónico o artístico que hacen añorar el pequeño edificio romántico de Frassinelli. Chueca Goitia.124. Pág. Pág. Madrid 1981. Pág. Joaquín. 189. “San Pedro de la Nave. no por ello se ha librado de restauraciones a lo largo de su historia. L. Pág. “Arquitectura Carolingia y Románica 880/ 1200”. 192. 314. Madrid 1980. Kenneth John. Conant. 199. Pedro. “San Pedro de la Nave. Yarza. Compleja identidad” en R&R. “Análisis arqueológico de construcciones históri- cas en España. 101. Gómez Moreno. junto con todo un complejo plan de ordena- ción y accesos del entorno rocoso. Valladolid 1968. Pág. 18. Madrid 1987. Pág. nº 52. L. Madrid 1995. Este tema fue desarrollado de forma amplia por Mª de los Ángeles Sánchez de León Fernández. 187.. 47. Chueca Goitia.

Madrid 1958. Nº 3. Calama. De la destrucción a la reconstruc- ción” en R&R. que la hacían poco menos que irreconocible. Fortunato de. Manuel. “La intervención en la Arquitectura Prerro- mánica Asturiana”. Madrid 1958. “Veinte años de Restauración Monumental en España”. Mª Pilar. (Reedición de J. Pág.274 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 201. Madrid 1941. 218. Valladolid 1996. Salvador.AA. Selgas.Pág. 210. González Varas. Madrid 2001. “Notas sobre la reconstrucción de la Cámara Santa de Oviedo” en Revista Nacional de Arquitectura Nº 1. Pág. Gómez Moreno. VV. 28. estudio de Mª Cruz Morales). García Cuetos. Manzanares. “Iglesias Mozárabes”. José María. 209. 125 – 126. García. De la destrucción a la reconstruc- ción” en R&R. 206. 204. “Veinte años de Restauración Monumental en España”.30. Mª Pilar. 217. Manuel. “La Basílica de San Julián de los Prados (Santullano) en Oviedo”. 10. Madrid 2001. Jorge. Catálogo de Exposición. Menéndez Pidal. Pág. ya que no dibuja los edificios adosados del periodo barroco. 216. González Varas. “ Jovellanos considerado como crítico en bellas Artes” (Reedición. Oviedo 1997. “Cámara Santa de la catedral de Oviedo. Págs. Catálogo de Exposición. Nº 3. Manuel. Manzanares. “Cámara Santa de la catedral de Oviedo. 1885 – 1985” en Cota Cero. “Restauración Monumental en España durante el siglo XIX”. Oviedo 2001. Nº 53. Valladolid 1968. 174 . Graciani. Págs. Pág. Fortunato de. Mata Pérez. Madrid 1916. Madrid 1919. Nº 53. 58. “Proyecto de fichas para monumentos. Luis. “Iglesias Mozárabes”. “Cámara Santa de la catedral de Oviedo. “Restauración Monumental en España durante el siglo XIX”. Pág. Gómez Moreno.AA. Oviedo 1986. Fortunado de. Págs. . Selgas. Pág. García Cuetos. Madrid 2001. (Reedición de J. Pág. 208. 207. Oviedo 1990). 56. Madrid 1941. 202. Madrid 1916. Hevia Blanco. Luis. 213. De la destrucción a la reconstruc- ción” en R&R. 271. Nº 53. VV.175. 206 – 212. 205. San Julián de Los Prados” en Revista Nacional de Arquitectura. 57. Madrid 1919. Menéndez Pidal. Oviedo 1990). “Palacio del Naranco. 203. “La Basílica de San Julián de los Prados (Santullano) en Oviedo”. 309. Selgas. 211. 212. Pág. Ver. 215. Ignacio. 212. “La Restauración decimonónica en España”. Pág. Sevilla 1998. Valladolid 1996. Ignacio. Amparo. El papel de estos personajes en la identificación del Prerrománico Asturiano puede seguirse en. 214. 29 . 29. El grabado que hizo Parcerisa en 1856 de Santa María del Naranco es engañoso. Mª Pilar. “La restauración de un ambiente: La iglesia mozárabe de San Cebrián de Ma- zote (Valladolid)” en Restauración Arquitectónica II. colocándole un campanario que no tenía. García Cuetos.

“Viaje de Ambrosio de Morales por orden del Rey Phelipe II”. 226. Catálogo de Exposición. “Santa María de Bendones. Menéndez Pidal. Pág. 221. Catálogo de Exposición. “San Pedro de Nora. Leonardo Martínez y Fructuoso Díaz. 231. “La Cueva de Covadonga”. Amparo. Lorenzo. Pág. 224. Oviedo 1986. 222. 227. Madrid 1991. “Veinte años de Restauración Monumental en España”. Págs. Págs. José María. VV. “San Pedro de Nora. 9 – 47. 236. Manzanares. Ovie- do 1957. Oviedo 1986. Joaquín. Págs. “Santa María de Bendones. 26. Págs. Págs. 102 . . El estudio más completo publicado sobre San Pedro de Nora y sus restauraciones se debe a Gema Adan. Vicente. 86 – 93. Joaquín. Pág. “San Miguel de Liño. Morales. Págs. Morales. “En defensa del Prerrománico y del Patrimonio Monumental de Asturias” en Cota Cero Nº 1. Madrid 1765. Pág 72.AA. 182. Menéndez Pidal. “La Cueva de Covadonga”. Págs. 225. Amparo. Oviedo 1986. El Alemán de Corao”. 228. “En defensa del Prerrománico y del Patrimonio Monumental de Asturias” en Cota Cero Nº 1. Págs. Evolución constructiva y restauracio- nes” en “La Intervención en la Arquitectura Prerrománica Asturiana”. “Recons- trucción de la iglesia de San Miguel de Liño” en Liño Nº 11. véase Arias Pardo. VV. Menéndez Pidal. Nanclares Fernández. 235. Oviedo 1974. Madrid 1956. “La Restauración decimonónica en España”. Identificación y Estudio de sus ruinas”. 60 – 66. Madrid 1958. PRERROMÁNICO 275 219. Oviedo 1989. “Roberto Frassinelli. Luis. Pág. 234. 85. “La Iglesia de San Miguel de Lillo”. Morales Saro. 230. Mª Cruz. Sevilla 1998. Luis. Ambrosio. Págs. Luis. Asturias” en Archivo Español de Arte Nº 47. 232. 237. 161 – 182. 27. Calama. 229. Págs. Manzanares. 131. Madrid 1958. Madrid 1974. Joaquín.Calama. Oviedo: Reconstrucción”. Sevilla 1998. Manzanares. “Veinte años de Restauración Monumental en España”. Graciani. Ambrosio. Oviedo 1974. Manzanares. “Viaje de Ambrosio de Morales por orden del Rey Phelipe II”. 233. Oviedo 1997. Graciani. 223. “La Restauración decimonónica en España”. además de la Tesis de González García. Joaquín. Sobre las hipótesis de reconstrucción del edificio original.AA. Madrid 1765. Fernando. Luis. José María. Madrid 1956. “Ricardo Velázquez Bosco” Catálogo de Exposición. Menéndez Pidal. Oviedo 1997. Gijón 1987. 101 – 109. Estudios previos” en La intervención en la Arquitectura Prerrománica Asturiana”.103. 122. “En defensa del Prerrománico y del Patrimonio Monumental de Asturias” en Cota Cero Nº 1. 82 – 83. 201 – 207. 220.

Delton) 203 .276 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 200 201 202 200. con dos agujas góticas 202. Iglesia de Germigny des Pres en 1841 (acuarela de A. Capilla Palatina de Aquisgran según un dibujo del si- glo XVI. Art Londres) 203. Reconstrucción hipotética del aspecto original de la Capilla Palatina de Aquisgrán 201. Capilla Palatina de Aquisgran antes de la restauración de 1881(foto Inst.

alargando la nave y cambiando el resto (foto Méderic M. PRERROMÁNICO 277 204 205 204. Radical transformación de San Germigny des Pres en 1877.) .) 205. San Martín de Canigó arruinado en 1893 (foto Méderic M.

278 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 206 206. antes de la reconstrucción (foto Méderic M. sin res- taurar (foto Lampérez) 207 .) 207. Estado de Santa Comba de Bande hacia 1910. Canigó en ruinas en 1893.

Casanovas en 1881 con un retablo barroco cegando el ábside (foto Lampérez) 210. Estado de ruina de San Juan de Baños (grabado de 1845) 209. Interior de San Juan de Baños restaurado por Fdez. San Juan de Baños en 1880 reconstruida por Francisco Javier Sainz (foto Ruiz Vernacci) . PRERROMÁNICO 279 208 209 210 208.

antes de 1930 (foto Iberdrola) 212. San Pedro de la Nave en 1930 irreconocible antes de su traslado (foto Iberdrola) . Interior pintado de San Pedro de la Nave.280 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 211 212 211.

antes de ser restaura- da (foto Lampérez) 214. Santa María de Melque en 1932. Santiago de Peñalba semienterrada en 1919. San María de Melque en la actualidad tras sufrir re- cientes restauraciones (foto 2006) 215. PRERROMÁNICO 281 213 214 213. antes de su restauración (foto G. Moreno) 215 .

Sumner) . con las jambas y canceles del iconastasis rotos (foto F.R. San Miguel de la Escalada con la torre completa. el porche hundido y sin restaurar (foto de 1885) 217.P. Interior de San Miguel de la Escalada antes de la restauración de 1887.282 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 216 217 216.

al quitarle las bóvedas barrocas (foto Torres Campos) 220. San Cebrián de Mazote con bóvedas barrocas antes de su transformación (foto de 1919) 219. Reconstrucción interior de Mazote en 1930. San Cebrián de Mazote durante la reconstrucción de 1930 desmontada y sin cubiertas (foto Torres Campos) . PRERROMÁNICO 283 218 219 220 218.

Santa María de Lebeña. Proyecto para la nueva torre neomozárabe de Lebeña en la restauración de 1895 (planos de J. Urioste) . irreconocible antes de su transformación por J. Urioste (foto de 1890) 222.284 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 221 222 221.

Pidal) . Interior de la Camara Santa en 1925 (foto Lampérez) 224. La Camara Santa en ruinas tras la voladura de 1934 (foto A. PRERROMÁNICO 285 223 225 223. Ferrant) 225. Reconstrucción completa de la Cámara Santa en 1940 224 (foto L.M.

286 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 226 227 226. San Julián de los Prados antes de la restauración en 1912 (foto Fortunato de Selgas) 227. Interior de San Julián de los Prados con decoración y bóvedas barrocas en 1912 (foto Fortunato de Selgas) .

Santa María del Naranco durante la restauración de 230 1934 (foto Schlunk) . PRERROMÁNICO 287 228 229 228. Santa María del Naranco en 1927 convertida en tem- plo con espadaña y locales añadidos en los extremos (foto Lampérez) 229. Interior de Santa María del Naranco pintada y usada como iglesia (foto Lampérez) 230.

288 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 231 232 233 231. Interior de Santa Cristina de Lena sin bóveda (grabado anterior a 1870) 233. Alejandro Ferrant le quitó la espadaña a Santa Cristina de Lena. San Miguel de Lillo en 1854 antes de restaurarse (foto Clifford) 232. colocada en 1892 (acuarela del siglo XIX) .

Pidal (foto de 1960) 234 235 . Invención de Santa María de Bendones por M. Iglesia de Bendones incendiada y destruida en 1936 (foto J. PRERROMÁNICO 289 234. Manzanares) 235.

Manzanares) 236 237 238 239 . San Salvador de Valdedios sin restaurar hacia 1930 (foto Inst. Art Londres) 238. Basílica de San Pedro de Nora destruida en 1936 (foto Menéndez Pidal) 239. Estado de San Salvador de Valdediós en 1855 (litogra- fía de Parcerisa) 237.290 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 236. San Adriano de Tuñón antes de su restauración (foto J.

San Salvador de Priesca antes de restaurar (foto de 1930) 242. San Salvador de Priesca durante la restaura- ción de 1954 (foto L. PRERROMÁNICO 291 240.M. Interior de San Salvador de Gobiendes en 1932 sin restaurar (foto Lampérez) 241. Pidal) 240 241 242 .

Construcción de la basílica de Covadonga por Fe- derico Aparici en 1887 (foto Luis Muñiz) 245 .292 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 243 244 243. Camarín de Frasinelli en la gruta de Covadonga (foto de 1920) 245. Covadonga en 1759 con la gruta ocupada por una construcción de madera (ilustración de A. Miranda) 244.

M. Construcción de la nueva capilla en la cueva de Cova- donga en 1945 (foto Luis Menendez Pidal) 247 . Pidal) 247. (foto L. PRERROMÁNICO 293 246 246. Cueva de Covadonga destruida y vaciada en 1939.

This page intentionally left blank .

para superponer arquerías y lograr mayor altura. Desde un principio los valores espirituales primaron en la historia de la mezquita sobre los artísticos o arquitectónicos. para utilizar su mismo emplazamiento y sus mis- mos materiales. Mérida y de otros edificios cordobeses. reconquistada la ciudad. La falta de uniformidad en los numerosos fustes de columnas necesarios obligó a enterrar basas para igualar las alturas en las distintas fases. hasta que a finales del siglo XIX el monumento adquiera importancia y prestigio como monumento. durante el emirato de Abderramán I. se produjo como un cambio religioso y simbólico. Los capiteles se coronaron con cimacios de inspiración bizantina. Sobre las columnas se levantaron pilastras. en su cons- trucción se aprovecharon columnas y mármoles traídos de Toledo. recortados en tro- zos de molduras de cornisas romanas y visigodas. Se fundaba una nueva creencia sobre las raíces del cristianismo preexistente. surgiendo las piezas directamente del suelo. se iniciara el proceso inverso aprovechando el monumento para reinstaurar el credo original. a costa del derribo y la transformación de parte del edificio musulmán. por encima de su destino religioso y se inicie la historia reciente de sus restauraciones. La originalidad de hacer los arcos con dovelas .Capítulo 7 ESPAÑA MUSULMANA Permanente transformación de la mezquita de Córdoba La construcción en el año 780 de la que será la mayor mezquita hispanomusulmana. Además de aprovechar gran parte de los materiales de la basílica de San Vicente. No debe extrañar que cinco siglos después. derribando la basílica cristiana de San Vicente en Córdoba.

orígenes romanos. En época de los Reyes Católicos se continuó la transformación de la mezquita. sino hacia el este. Sobre la puerta y a ambos lados se abrieron dos ventanas con celosías de mármol. El empuje de las hileras de arcos hacia los muros exteriores hizo necesario reforzar el que se- paraba la sala del patio de abluciones. La primera operación se centró en el Mihrab y la capilla de Villaviciosa. Al-Hakam transformó completamente las dimen- siones de la mezquita.(238) Mohamed I terminó la obra. merece admiración y respeto. Hixem I. Alfonso X el Sabio construyó la capilla Real para su enterramiento. con formas simplificadas abstractas y geométricas. hijo del fundador. La pri- mera ampliación se debe a Abderramán II en 833. una decoración más profusa. La talla de nuevos fustes y capiteles en estas ampliaciones marcó en lo artístico una fase plenamente mu- sulmana. aunque no en dirección sur. Junto a esta zona cristianizada. que se trasladará incluso al románico. que también fueron reutilizadas de edificios visigodos. posteriormente desaparecido. la quibla. arquitecto de Abderamán III. Se inició su adaptación al culto cristiano con la destrucción de arcadas y decoracio- nes. pero sin introducir el gótico en el edificio. formada por once naves paralelas entre sí y perpendiculares al muro sur. La cubierta se hizo con tejados paralelos a dos aguas. añadiendo. Ante las críticas que siempre suscitó esta ampliación asimétrica en la planta. construyó un primer alminar. debiendo derribar el muro de la primera qui- bla. como las anteriores. que se convirtió en el primer foco cristiano de la mezquita. entre los años 987 y 990. fruto de una producción seriada y racional. añadiendo ocho nuevas naves. una nueva y gruesa fachada en el año 958. con estructura de madera de interior plano. adintelada y con un arco de herradura bajo moldura rectangular alfiz. con lucernarios elevados sobre cúpulas de estructura nervada. hacia el que se dirige la oración. según Torres Balbás. levantando el muro occidental con la puerta de San Esteban. empleando mano de obra islámica que repitió el esquema estructural existente. con la apertura de una nave longitudinal en el límite entre las mezquitas de Abderramán II y Al-Hakam. fue la de mayor envergadura. con el mihrab en el centro. en su estudio del edificio. El resultado fue una primera gran sala de oración. que tiene. para dar continuidad a ocho nuevas arcadas por nave.296 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA alternas de piedra y ladrillo supondrá un signo distintivo del arte hispanomusulmán. además. haciendo Said ibn Ayyub. añadiendo un nuevo recinto cuyas proporciones en planta eran similares a las de la primera mezquita. una disposición de arco más dintel superpuestos. para Rafael Moneo. cambiando .(239) La etapa cristiana de la mezquita comenzó tras la toma de la ciudad por Fernando III el Santo en 1236. La ampliación de Almanzor. dejando una planta prácticamente cuadrada.

fueron muchas las opiniones que historiadores y arquitectos dieron acerca de esta obra. cuando se plantee la recuperación del edificio árabe. La intervención consistió en la transmutación del recinto musulmán en espacio cristiano. Será Ricardo Velázquez Bosco quien.(240) La obra cristiana se terminó en el siglo XVIII. Es en este momento cuando se cambiaron las cubiertas originales de las naves árabes por bóvedas de yeso barrocas. mediante la construcción del nuevo edificio en el centro de la mezquita. iniciando el periodo de restauraciones a su cargo que llegará hasta 1923. que tendrá como objetivo: “quitar los innumerables pegotes que. tras recibir el encargo el 27 de Diciembre de 1887. su hijo (1583) y su nieto (1599). La restauración de la Alhambra por Rafael Contreras en el siglo XIX despertó un apasionado espíritu romántico hacia las huellas de la España musulmana. En el caso de la mezquita. se construyó la catedral renacentista dentro de la mezquita. ¿Sería muy atrevido el anhelo de recuperarla?”. con la intención filológica de devolverlo a su etapa musulmana. cuando ya había concluido la Reconquista en su totalidad. vaciando las arquerías centrales y alzando las bóvedas más allá de las cubiertas originales. Velázquez Bosco señala cómo la restau- ración no responde a necesidades de conservación. pero no idéntico. se . a cargo de Hernán Ruiz (1523). que se plasmó en un conocido libro sobre sus intervenciones.(242) Una actitud que tendrá continuidad a finales del siglo XIX. Fernando Chueca Goitia.eternamente se protestará del torpe proyecto que hizo levantar esta capilla en medio de aquel fantástico recinto”.. sin criterio artístico alguno. Desde entonces y a lo largo de los siglos. en el que reniega de las obras cristianas que transformaron la mezquita: “. cuya cabecera se situó en la capilla de Villaviciosa. Ya desde finales de la época medieval. Esta zona quedó transformada en el cru- cero virtual de la nueva iglesia cristiana. pero hemos perdido lo que había en ella de alta fruición estética. ESPAÑA MUSULMANA 297 la orientación del edificio. con la construcción de la sacristía y la finali- zación del crucero.(241) Entre 1815 y 1819 se llevó a cabo la restauración del mosaico bizantino del Mihrab que supone el preludio de futuras intervenciones para devolver al edificio sus elementos originales: “En ella se utiliza el concepto de analogía al reponer los mosaicos faltantes en un material similar. aunque no mimético con él”. y con un trazado semejante al original. proyecte la primera intervención en 1891. de norte-sur a este-oeste. sino al espíritu romántico de recuperar el monumento islámico.. la construcción de una catedral dentro de la mezquita comenzaba a suponer para unos la restitución del pasado y el culto cristiano y para otros la devastación de su esencia original. en Historia de la Arquitectura Española llega a preguntarse sobre la conveniencia de prescindir de la catedral cristiana: “Hemos conservado la mezquita como testigo arqueológico y quizás gracias al duro precio de que se incrustara la catedral cristiana. En el Siglo XVI.

cuando las naves de esa parte fueron destruidas para despejar el espacio del primer templo cristiano. muy crítico con aquella intervención. La intervención de Velázquez Bosco consistió en sustituirlas por otras metálicas. que tiene por objeto la recuperación de la capilla de Villa- viciosa. recopilando así todos los elementos antiguos reaprovecha- bles. en Octubre de 1891. además de la cubierta. repitiendo la composición decorativa de las portadas del lienzo oriental de la fachada. El proyecto comenzó a ejecutarse por las naves contiguas al Mihrab. El segundo proyecto de restauración. se sustituyeron también los suelos de ladrillo por grandes losas de mármol. demolida en 1844. a partir de los fragmentos existentes. Demo- lió la fachada que había sido reconstruida en la reforma del siglo XVII. que había sido tapada con otra bóveda guarnecida de yeso del siglo XV. Dicha nave fue cubierta con una bóveda de casetones de madera. podrá pensarse en la reposición de las antiguas techumbres. que- dando entonces descubiertos los muros cuya restauración quedó sin terminar. Empleó para la decoración esculpida y para los mosaicos piedras de caliza blanca de Luque y para la cantería lisa. A partir de 1908 comenzaron las restauraciones exteriores de las portadas muy deterioradas y cubiertas de revocos. destruyen- do en su cubrición elementos del maderamen musulmán. se podrán utilizar para eliminar el error cometido: “una vez reunidas todas las que existen. . Recompuso el artesonado de madera. al ser retirados. que había sido alterada con una nueva capilla Real en 1644. que. comenta en la memoria del proyecto que. con interés por recuperar el orientalismo decorativo original.” (244) En 1903 presenta el tercer proyecto. piedra de la sierra de Córdoba. Uno de los elementos que se encontraba en peor estado era la cubierta. El colaborador de Velázquez Bosco para la restauración de las portadas interiores fue Mateo Inurria. así como toda una serie de actuaciones que tratarán de sacar del olvido elementos concretos para reinstalarlos en el propio edificio. Velázquez Bosco. cuando sean recuperadas todas las piezas de madera interesantes. dieron la pauta decorativa a seguir en la restauración.298 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA han ido agregando por todos lados y en todas épocas y que han concluido por desfigurarla por completo”. como la utilizada en la construcción de la mezquita.(243) Por ello trabajó de espaldas a la transformación cristiana. En el siglo XVIII se habían desmontado las antiguas carpinterías del techo y se habían construido bóvedas de aris- ta con cañizo forrado de yeso y armaduras de madera a dos aguas. destruyendo las bóvedas con que fueron destruidas. En una primera fase. restituyéndola a su estado primitivo. para las que se utilizaron tirantes y tableraje tallado de la época califal. pretendía descubrir la bóveda de madera encasetonada y pintada correspondiente a la parte en la que se instaló la primera iglesia cristiana gótica en la mezquita.

tras una curiosa polé- mica originada por la grotesca idea de derribar el gran crucero y restituir por completo la mezquita original. Perdida para siempre la unidad islámica originaria. ha sido objeto de todo tipo de comentarios. Rodríguez Cano y Antonio Flórez. hasta completar los dieciocho de los que se tienen datos. tales como la reconstrucción de los techos. ya que. Estas restauraciones. volviendo así a entrar en contacto con la antigua igle- sia cristiana sobre la que se alzó la mezquita. La cantería lisa se colocaría a soga y tizón trasdosándola en mampostería hasta unirla con la fábrica antigua. en esta última etapa. a lo largo del siglo XX. A. y un importante sector del edificio se sume prácticamente en las tinieblas”. La intervención de Velázquez Bosco. Fue una desgracia para el edificio.(246) Las actuaciones en las cubiertas que tuvieron lugar en este momento fueron criticadas pos- teriormente. recuperó además la proporción de las puertas. Al bajarlo. además de las normales obras de conser- vación. Una de las líneas básicas de su actuación. ESPAÑA MUSULMANA 299 En 1913 propuso reconstruir una de las portadas de Almanzor. se realizaron entre 1941 y 1957. que nos previene de cuánto acciones tan obvias como equivocadas son fácilmente posibles. dirigidas por Félix Her- nández Jiménez.(245) Otras intervenciones tuvieron lugar posteriormente. reponiendo artesonados planos en la primera y la segunda mezquitas y procediendo a destruir . A partir de entonces y hasta 1923 se suceden una serie de proyectos que. fundamentalmente mosaicos y pilares. cometida por mentalidades simples. Pedro L. uniendo al anacronismo y al error la muy escasa calidad técnica y arquitectónica. consistentes en reponer sin ningún criterio elementos ornamentales. continuada por sus sucesores J. También propuso rebajar el patio de la mezquita en una franja delantera a la fachada y reconstruir el zócalo que antiguamente la recorría y que quedó enterrado con las basas al subir el nivel del suelo del patio. (247) También Ruiz Cabrero se refiere a ello en la Revista Arquitectura: “No puede acabarse sin de- plorar las obras aún recientes que… se emprendieron para continuar la acción de Velázquez. se continúe la acción de Velázquez Bosco de restitución de las cubiertas primitivas. Capitel escribió en su obra Metamorfosis de Monumentos y teorías de la res- tauración lo que sigue: “No será hasta fechas bien recientes cuando. vuelven a incidir o retomar aspectos no concluidos en los anterio- res. A partir de los trabajos iniciados en 1941 se lograron recuperar algunos restos del subsuelo de la catedral. en la restauración de monumentos hispano-musulmanes dominaban las llamadas restauraciones adornistas. desaparece ahora en parte la cristiana al perseguir aquélla. desde mediados del siglo XIX. Gallego aprecia sus valores. que transformaron el patio de los Naranjos. abriendo los arcos musulmanes de las galerías cegadas. fue resolver el problema de las diferencias entre las cotas interiores y exte- riores.

La muralla se derribó en 1821. La torre dispone de una variada serie de huecos.7 m de altura. así como paños de cerámica vidriada decorada con formas entrelazadas rómbicas. dejando únicamente la escalera central. junto con Gabriel Rebollo. con tres niveles interiores y una esca- lera central de planta exagonal. pero que en realidad está hecho en la lucha de los hombres contra el tiempo”. obra posterior a la Reconquista. El interior del cuerpo alto fue macizado en 1760. denunciar el yerro”. con dos cuerpos de sólida volumetría prismática. que llegaron a aconsejar su demolición. junto con otras torres similares. utilizando las viejas arquitecturas como materiales. el primero de 20.300 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA las capillas perimetrales. durante el trienio liberal. del pasado islámico de Andalucía y de Sevilla. dejando aislado el torreón. aunque siempre se optara por res- taurarla. Originalmente se encontraba unida al lienzo de la muralla almohade. junto con la Giralda.(249) La mezqui- ta de Córdoba es algo más que un edificio o un monumento. cuando se le levantó la linterna barroca de remate. supera los 8 m de alto. ya que aún sigue considerándose el símbolo del cruce de dos culturas vivas y distintas. que presentaban importantes problemas de estanqueidad y deterioro. y dejando sin luz natural a un gran sector. ventanas. también dodecagonal como el inferior. Estos arquitectos definieron la mezquita como: “Un edificio que es la sucesión de mezquitas y catedrales construidas sobre sí mismas. la mezquita de Almanzor. como la de la Plata. la Torre del Oro a orillas del Guadalquivir es uno de los símbolos más destacados.(248) Gabriel Ruiz Cabrero. llegándose a intentar venderla para obtener materiales de construcción. …Fueron una demostración de análisis y de sentimiento incorrecto frente al complejo edificio y a sus partes distintas. inconscientemente. por fortuna. coronando su terraza con al- menas del mismo diseño que las del cuerpo inferior. parece estar hecho por el tiempo. saeteras y frisos con arcos gemelos de herradura apuntada. no sólo físicos sino espaciales de la nueva obra. desde el terremoto de Lisboa en 1755 a otros numerosos daños. aunque sus muros son de sillería de piedra arenisca. continuó las obras de restauración de las cubiertas. como nuestras viejas ciudades. obra que no llegó a alcanzar. Mejoraron la estabilidad de los cimborrios. Se utiliza como elemento decorativo el arco ciego en ambos cuerpos. como si se hubiera querido. donde refor- zaron las cerchas con materiales primitivos y nuevos.(250) . El segundo cuerpo construido en ladrillo. todo ello cubierto con bóvedas de arista realizadas en ladrillo. Su misma existencia se considera un milagro dados los problemas que atravesó. o como simple monumento aislado. La mandó levantar el gobernador de Sevilla Abu el-Ola en 1221. especialmente del grande. Un monumento que. sellando la imposibilidad de tener por norte la recuperación del origi- nal. Consolidación de la Torre del Oro de Sevilla Como torreón de la muralla musulmana de Sevilla.

en que volvió a revocarse. se abrieron los huecos exteriores cegados y se repusieron las almenas perdidas. bajo la dirección del ingeniero Carlos Halcón. ha sufrido varios terremotos y las inundaciones del río. pieza cilíndrica coronada con una cúpula semiesférica. Al periodo contemporáneo de su vida no podía faltarle la afección de un nuevo terremoto. esta vez en 1969. reforzando el tercer cuerpo barroco. para ordenar el entorno de la torre. revestida exteriormente con cerámica amarilla vidriada. rampa en este caso. Como una de las construcciones más antiguas de Sevilla. con- virtiéndose en Museo Naval en 1944. 1883 y 1884 obligaron a continuas reparaciones. Una nueva intervención del arquitecto Amalio Saldaña García se acomete en 1976. El arquitecto Rafael Manzano palió los daños ocasionados. se le construyó la linterna de remate. en ladrillo macizo con cuatro ventanales ovalados. Torre prismática de gruesos muros de ladrillo y cal. pero ahuecando el machón central en torno al que sube la escalera. como las realizadas entre 1858 y 1860. fue levantada en el siglo XII por Abu Yaqub Yusuf. La Giralda era una adaptación del modelo típico de alminares islámicos. Se la declaró Monumento Nacional el 5 de junio de 1931. que ordenó su construcción en 1172 como alminar de la mezquita Mayor de Isbiliyya. que fueron eliminadas en 1821. En 1504 un te- rremoto obligó a zuncharla con tirantes metálicos. En el siglo XIX permanecía aún unida a la muralla con construcciones adosadas. Su nombre hace referencia al color amarillento del enlucido que cubrió al monumento desde la antigüedad. y con diseño del ingeniero militar Sebastián van der Borch. Nuevos terremotos en 1858. con la intención de recuperar la imagen original del monumento. que serían retiradas en otra intervención de 2004. en que debieron repararse y afianzarse las bóvedas interiores. a la que se añaden unas escalinatas exteriores. restaurándose para consolidarla a base de rellenos y refuerzos en huecos y enluciéndola de nuevo. La más intensa de las res- tauraciones pertenece a 1899. disponiendo con ello en su interior de una serie de espacios superpuestos. debiendo zuncharse las bóvedas en su arranque. . ESPAÑA MUSULMANA 301 En aquel año. dañando peligrosamente su estructura. aunque el seísmo de Lisboa de 1755 llegó a plantear su derribo. Un año después se acondicionó interiormente para instalar la Comandan- cia de Marina. actual torre campanario de la catedral de Sevilla. proyectada por el arquitecto de la mezquita Ahmad ibn Baso. en cuyo interior una rampa asciende hasta la terraza del primer cuerpo. La Giralda restaurada La Giralda.

que no será construido definitivamente hasta el siglo XVI.(251) La construcción del alminar se detuvo tras la batalla de Santarén. de cuatro manzanas ensartadas en una barra de hierro. Basso. durante el reinado de Enrique III. junto con la mezquita. sin que se reanudara hasta la llegada al poder de su hijo. Para sostener la campana se construyó una espadaña gótica sobre cuatro pilares rematada por una albardilla cruciforme que pervivió hasta 1559. incluso las almenas. que supuso el primer intento de cristianizarla. conservándose en su estado original hasta que el 24 de Agosto de 1356. aunque su nombre aparece por primera vez en 1615. Según Antonio Almagro: “La obra tuvo de hecho varias interrupciones que debieron facilitar el asiento de tan enorme masa.73 m. la torre no sufrió alteraciones. los arquitectos Ali al-Gomari y Ahmad b. Esta fue la única zona estructural realizada en piedra del monumento. Abu Yusuf Yaqub al-Mansur en 1188. En esta segunda fase la continuaron. partiendo de la cota 50. En los primeros años de dominio cristiano. llegando hasta los 94. con una ceremonia en la que se colocó la coronación habitual. El comienzo de la historia cristiana de la Giralda empieza con su aprovechamiento como campanario del nuevo templo cristiano. Además de una primera reparación costeada por Pedro I a mediados del siglo XIV. La construcción del alminar concluyó el 10 de Marzo de 1198. en que murió el califa en 1184. y la mezquita se con- vertiría en la Iglesia de Santa María de la Sede. Para solucionar el remate de la torre campanario se dieron varias alternativas. También se instaló un reloj en 1400. se acordó construir la catedral gótica. mediante la superposición de templetes renacentistas de distintos órdenes. la interven- ción más importante en este momento fue la instalación de un sencillo campanario en 1400. En los siguientes doscientos años se debatirá sobre el remate más adecuado.302 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Sobre la cimentación se comenzó a levantar un basamento de cinco hiladas de sillería de piedra procedente del alcázar de los abasíes. aunque aplicado únicamente a la estatua que la corona. una figura de bronce o yamur. entre ellas las de Diego Vergara y la de Hernán Ruiz. habiendo llegado sólo a una altura de dos metros sobre el nivel del suelo. anteriormente romano. con lo que la torre . por encima del friso de los arquillos.70 m de altura en la coronación. según una tradición. curiosamente asentada sobre una cimentación que escasamente sobresale de la línea del paramento y cuya profun- didad nos resulta asimismo muy escasa”. tras derribar el antiguo remate musulmán. La rendición de Sevilla a las tropas cristianas fue negociada en 1248. el mismo año en que. siendo sustituido por un muro en cuyos vanos en forma de arco se colocaron las campanas. derribando el namur. Se derribó también el antepecho almohade de almenas dentadas con que remataba el primer cuerpo. que propuso en 1558 aumentar la altura de la torre. sobre la que se construyó luego la catedral gótica. cuando un terremoto destruyó la parte alta.

La irónica denominación de artístico se debe a que permitió una visión originaria del alminar de la mezquita. reemplazó a la antigua maquinaria del siglo XV. menos radical. en 1884. sumado a los efectos de varios rayos. Juan Manuel Caballero y Juan Guitard. En 1671. bóvedas y ventanajes. una de ellas.(252) El Giraldillo fue restaurado en 1684. como cita P. Giralda de Sevilla. tuvo lugar como con- secuencia del terremoto de Lisboa. con un proyecto conjunto de restauración de la Giralda y la catedral: “Proyecto de restaura- ción de varios pilares. que recorrió toda la torre llevándo- se por delante muchos de los balconcillos de los vanos almohades. Las pinturas de sus fachadas son renovadas en 1748. ESPAÑA MUSULMANA 303 ganó 36 m más de altura. se decoró con banderas y estandartes. En 1790 la torre quedó libre y aislada. La am- pliación de Hernán Ruiz.(253). obra del franciscano Fray José Cordero. cayó sobre el monumento el conocido como rayo artístico. se resume en una serie de intervenciones muy fragmentadas y centradas en aspectos muy concretos. a causa de un importante huracán. basándose en una reintegración que pretendía eliminar muchos elementos de la ampliación de Hernán Ruiz. Navascués. dirigida por Juan Núñez. una de Fernández-Casanova en el siglo XIX y la de Jiménez Martín en el siglo XX. conocida como Giraldillo. La historia de la torre. Hay constancia de otras dos intervenciones en el siglo XVIII. la Academia de San Fernando recortó considerablemente el alcance de la propuesta y trató de eliminar los contenidos más radicales del proyecto. en 1765 un nuevo reloj. Además. para restaurar diversos balcones y bíforas de la cara Sur y de la Tinaja. en 1751 se la doró. En un primer momento. siendo reparada también en 1885 por Fernández-Casanova y en 1980 por Alfonso Jiménez Martín. contrasta por su fragilidad con la “ciega caña de la torre almohade”. finalmente abarcados en dos grandes restauraciones generales. desperfectos que ha expe- rimentado por la última exhalación eléctrica y proyecto de restauración de la Giralda”. un año después de que un vendaval rompiera la palma que lleva en la mano derecha. tal como recoge un grabado de Arteaga. se hizo necesaria la intervención de los arquitectos Melchor Cano. cuya intención era redescubrir el edificio árabe. La obra de reparación fue dirigida por Fernández-Casanova en colaboración con José Gestoso. e instalada como terminación de la obra en 1568. llegándose a un acuerdo de compromiso. a los que se refería como: “alteración de las fábricas sarracenas” o “mezcla incoherente” de “mal gusto artístico” y que “no ofrecen el más leve recuerdo histórico”. Pero la restauración más significativa será de finales del siglo XIX cuando. En 1836. durante las fiestas de canonización del rey Fernando III. Se restauraron las bíforas y las arquerías ciegas deterioradas y el resto de la fachada afectada . Rematada con una esfera de bronce sobre la que se eleva la estatua de la Fe. En 1724 la caída de un rayo causa graves daños en la Giralda. desde la obra de Hernán Ruiz hasta la actualidad. que en 1755 afectó a la Giralda e hizo necesaria su consoli- dación. completamente abierta y diáfana.

soldados y vagabundos. Un proyecto en cuatro fases que comenzó por la veleta y el pararrayos. para incorporarla a los bienes de la Corona en 1750. En 1868 pasó al Estado el dominio del conjunto. No será hasta 1840. y bajo la dominación francesa. aunque posteriormente se abandonó como residencia real. a principios del siglo XIX cinco siglos después de su construcción la Alhambra era un conjunto de edificios invadidos y habi- tados por una numerosa población de alfareros. En 1616 la sala de Comares estaba dedicada a almacén de armas y municiones. También se repararon las bóvedas de las rampas interiores. en la zona fortificada. y en 1870 se la declaró Monumento Nacional. cuando se ordene que se emprendan obras en la Alhambra. el palacio fue cuartel. En 1729 los cuartos altos fueron destinados a la cría de palomas. en 1626 era tal la población que se albergaba en el recinto. respetando la construcción anterior. tales como la colocación de rejas en las ventanas. dejando en su huída el estanque lleno de proyectiles de cañón y pólvora. Se restauraron las ventanas de las fachadas del campanario. rei- nando María Cristina de Borbón. quedando de todo ello muestra en las ampliaciones y restauraciones que ha ido experimentando. Polémicas y críticas a la restauración de la Alhambra La historia del conjunto militar y palaciego de la Alhambra de Granada ha atravesado etapas en las que su uso ha variado enormemente.(254) A la última fase del proyecto se añadieron una serie de obras complementarias. Carlos V encargó construir en la Alhambra su palacio renacentista. cuyo aspecto ruinoso sólo permitía apreciar vestigios de la civilización árabe. y desde 1606 quedó olvidada. Mucho es lo que se ha perdido. que se pidió el palacio árabe para instalar en el mismo unos telares. dando la vuelta a los desgastados ladrillos. Todo el palacio estaba habitado por familias pobres. realizando estudios sobre la estabilidad de la cimentación. acabándose las obras en 1888. Se desmontó el último cuerpo circular de la obra de Hernán Ruiz. empezándose en 1847 la restauración de las ornamentaciónes. aunque de su construcción original todavía se conserva lo esencial. Fue en la época de los Reyes Católicos cuando se llevaron a cabo las primeras obras de con- solidación. Felipe V desposeyó a los marqueses de Mondéjar de la Alcaldía perpetua de la Alhambra. reparando también el cuerpo del reloj. En 1979 comienza una nueva restauración de la torre por el arquitecto Alfonso Jiménez Mar- tín. mientras que las fuentes y albercas se utilizaban como abrevaderos y lavaderos públicos. ejecutadas a partir de 1986. Según un artículo publicado en la Re- vista Nacional de Arquitectura por Francisco Prieto Moreno.304 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA por el rayo. En 1983 continuaron los trabajos de restauración de todo el exterior de la torre. Ello .

que no varió las líneas generales ya iniciadas. Toda la estructura es de ladrillo. la de Comares.EL PARTAL El antiguo conjunto del Partal fue posiblemente la construcción palatina más antigua de la medina de la Alhambra. a la par que se llevan a cabo importan- tes expropiaciones de fincas enclavadas en el recinto. un estanque. restauración y jardinería. Le sucedío su hijo Mariano Conteras en 1888. El arquitecto Rafael Contreras inició en 1850 una fase restauradora que se caracterizó por la gran cantidad de reproducciones incorporadas. y de las intervenciones arqueológicas o científicas después. A. En 1915 fue nombrado Inspec- tor de la Alhambra Ricardo Velázquez Bosco. se inició la terminación de las obras del palacio de Carlos V con su adaptación a residencia y museo. trató de diferenciar la parte defensiva de las zonas ajardinadas. la de los Puñales. se realizan obras de consolidación. pero de él han llegado hasta nosotros únicamente algunas estructuras recuperadas por la restauración de Torres Balbás a principios del siglo XX. caligrafía. que trató de devolver a la Alhambra su carácter de fortaleza.(255) Entre otras intervenciones. en distintas etapas. se descubrieron los baños árabes de la calle Real y se rehicieron los jardines del Partal y del Secano. produciéndose en estos años un cambio notable”. pero tal vez en su origen este pórtico no fuera más que la crujía norte de un palacio de dimensiones mucho mayores. como escribió Prieto Moreno. El pórtico de planta rectangular se abre a una alberca mediante cinco arcos que en origen se apoyaban en pilares también de ladrillos pero que hoy. el patio del Harem o de la mezquita.. unas casas y un pórtico con una sola torre al lado oeste. tras la restauración de . Además. que por ser obra renacentista se encuentra fuera del periodo que estudiamos. restaurando las murallas y realizando obras de excava- ción para estudiar los sistemas militares de defensa. Hoy es un amplio jardín. La Alhambra empieza a constituir un conjunto orgánico como fortaleza. Además de suprimir parte del arbolado. una etapa de gran fecundidad: “Con visión serena y ordenada de un plan a desarrollar. Los arabescos se copiaron y la decoración árabe de atauriques. elaborando un plan de restauraciones que será retomado posteriormente. durante la restauración que dirigirá Torres Balbás desde 1923. palacio y jardín. ESPAÑA MUSULMANA 305 permitiría iniciar la época de las restauraciones románticas primero. con un revestimiento exterior sobre el que se pintó un falso aparejo de ladrillo. destacan la consoli- dación y restauración de la galería y patio de Machuca. que termina en un mirador hacia el valle del río Darro. la torre de las Damas. La etapa siguiente será la intervención de Modesto Cendoya. la del Peinador y el convento de San Francisco. cerámica y mocárabes se reprodujeron profusamente de forma aleatoria.

”(256) La torre-mirador llamada de las Damas. Erróneamente se sustituyeron por columnas en 1965. y por ello estaba cegado y dividido en dos plantas. paños de finísima yesería entre los arcos. reparó las ventanas que dan al bosque limpiando los arabescos. algunos estudios determinan que fue construido por Yusuf I en el siglo XIV. y estaban revestidos de yesería. sobre pilares que tenían zócalo de alicatado. El pórtico había sido convertido en vivienda en el siglo XIX. tramitó la expropiación de las cinco casas del Partal en 1913. de 12. De esta forma. se han sustituido por columnas. Torres Balbás atirantó la cubierta y construyó de nuevo el alero de todo el pórtico. colocando en su lugar trozos de yeso agujereados que dieran a cierta distancia la impresión en claroscuro de la disposición decorativa original. y otra intervención de Modesto Cen- doya que. completándolos con fragmentos depositados en la torre de Comares y dejando liso lo que faltaba. En época moderna el sector del Partal fue uno de los primeros en recuperarse para el Estado. en 1911. es de planta rectangular. Con la Ley de Expropiaciones Forzosas en 1879 dio inicio la expropiación. ya que en los siglos XVIII y XIX había pasado a manos privadas. redactando el proyecto de restauración que comenzó a ejecutarse a partir de 1923. Como aclara Javier Gallego Roca: “La restauración realizada por Torres Balbás en la Torre de las Damas en el Partal. constituye un hábil ejercicio arquitectónico. Leopoldo Torres Balbás encontró toda la zona ya expropiada. en la Alhambra. tras liberar la construcción originaria de los tabiques en los que estaba embutida.(257) .306 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Prieto Moreno. Las restauraciones previas habían consistido únicamente en una reparación de la armadura y la cubierta de la zona oeste por Mariano Contreras en 1906. por recomponer el espacio arquitectónico y la imagen arquitectónica”. que apoyan en pilares. consiguiendo Mariano Contreras que la torre de las Damas fuese cedida al Estado en 1891. Los paramentos del pórtico presentaban entre los arcos de ventanas y puerta zócalos de cerámica. así como los cierres de los arcos. Huyendo de toda falsificación. como se ve en los pilares extremos. como arquitecto municipal. Así lo explica Fernández Puertas en su des- cripción: “En origen constó de una galería de cinco arcos. fiel a los principios constructivos del monumento. Del origen y estructura primitiva del Partal apenas hay datos. mayor el central que los laterales. Desmontó el piso que dividía el pórtico. dividida en dos ha- bitaciones en las que se abren quince ventanas de arcos de herradura ligeramente apuntados. resolvió el problema de la pérdida de los paños de rombos decorados. Limpió el techo de la pintura moderna que tenía y lo completó con piezas sueltas que estaban guardadas en los almacenes.25 m desde el suelo hasta el alero. en que se ha venido a denomi- nar con el nuevo vocablo de reintegración. Modesto Cendoya. Hizo la misma operación con los mocárabes. Ante esta situación.

coronada por almenas y en la que sólo se abren pequeños huecos. La torre de Comares está integrada en la muralla de la Alhambra. Se accede a la torre desde una sala intermedia entre la sala de la Barca y el salón del Trono. como la de Rafael Contreras o Modesto Cendoya. obra extraordinaria de carpintería. Al inspec- cionar la base. Esta actuación fue anulada en otra restauración de 1959. En cuanto a las pilastras. aunque surgió la duda sobre si se trataba en origen de pilares o columnas. reforzó la armadura y quitó la buhardilla moderna que había sido construida para rematar de nuevo con teja vieja. explica Torres Balbás. En el exterior..(259) Los adornos de esta sala habían sido restaurados en otras . con siete arcos de medio punto. en una interven- ción que no supo comprender que el pórtico con pilares era perfectamente posible en el arte almohade. decidió rehacerlas como pilares: “la disposición de esta arquería sería análoga a la del patio del Harem”.LA TORRE DE COMARES Se trata de una construcción de planta rectangular. que consistían en recuperar la ornamentación. justificando que el carácter fundamental de la Alhambra radicaba en su decoración. limpió los muros con cuidado para salvar el enlucido antiguo pintado que fingía fábrica de ladrillo. Torres Balbás comenzó la obra atirantando uno de los ángulos que estaba suelto. tras comprobar que estaban rehechas con ladrillo de menores dimensiones que los antiguos. apareció la posibilidad de que fueran columnas: “por haberse encontrado de- bajo de aquellas (pilastras). y posteriormente reconstruida. También quitó las pilastras de ladrillo que apeaban el arco que dividía el mirador. un reborde de mezcla como de haber estado allí descansando una pieza de piedra o mármol”. La primera de ellas tenía una cubierta de madera semicilíndrica terminada en sus extremos en cuartos de esfera. ESPAÑA MUSULMANA 307 Balbás consolidó el arco central y rehizo los laterales siguiendo un grabado de Lewis de 1834. También repuso el suelo de la torre con loseta ochavada. cambiándolas por columnas de mármol que aprovechó de dos fustes árabes. en el suelo de hormigón del pórtico. anterior a los tipos básicos de galerías con columnas impuestas a partir de Ismael I en el Generalife o de Yusuf I en el patio de Comares.(258) Pero por no tener certeza de esta disposición. pintada y dorada. el central de mayor tamaño. Posteriormente completó su decoración con unos fragmentos que pertenecían a Fernando de los Ríos y que fueron enviados desde Madrid. Toda esta serie de actuaciones muestran el carácter conservador de la restauración de Torres Balbás. Desmontó el tejado del mirador. frente a otras. cuando dichos pilares se sustituyeron por columnas. con una alberca estrecha en el centro del patio anterior y un pórtico en cada uno de los lados menores. desmontó las que estaban desplomadas y las rehizo de nuevo en ladrillo. como era el de la primera etapa nazarí. pero que fue destruida por el incendio de 1890. En la torre. B.

todo ello con ocasión de la estancia en Granada de Felipe V. incluidas las reparacio- nes que él mismo había llevado ya a cabo. sin que Torres Balbás actuara en ella. con arquerías sobre columnas simples o en grupos. el desmonte de la cubierta cristiana. con una serie de empujes que incidían sobre todo en el muro meridional. se había macizado la zona sur en el sótano y la planta principal para evitar su derrumbe. Explica que el mayor problema que había sufrido la torre fue la explosión del polvorín de San Pedro en 1590 y la tardanza en las reparaciones. una obra que duró hasta 1691. C. refuerzo interno con viguería metálica. sin consideración hacia el arte árabe. pero las inscripciones que por todas partes tiene labradas comprueban que fue Abu Abdil-lah Alganí bil-lah. La sala de la Barca se había reconstruido tras los destrozos producidos por el incendio de 1890. En palabras de Rafael Contreras: “Dijo el historiador La- fuente que Alhamar el de Arjona fue el que mandó construir este patio. Torres Balbás redactó en 1931 una memoria haciendo un estudio exhaustivo de todas las obras llevadas a cabo en la torre de Comares.(260) Del mismo modo que el conjunto de estancias de Comares. con pintura y dorados que le dan nombre al cuarto dorado. lo que produjo la quiebra de la bóveda interior de ladrillo.…Este patio se principió a construir en 1377 bajo la dirección de un artífice árabe que trabajaba por primera vez en las reales obras de la Alhambra: Aben Cendid era su nombre”. desde 1588 hasta el momento.308 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA épocas. que había sido propuesto ya por Ricardo Velázquez Bosco en el Plan General de la Alhambra de 1917. dividido en cuatro partes por dos acequias en cruz. La bóveda de ladrillo que cubría la techumbre de madera fue desmontada a partir de un reconocimiento hecho por Juan de Rueda en 1686 y cambiada por una cubierta a cuatro aguas. asignando al de Comares funciones más públicas frente a la privacidad del pa- tio de los Leones. En los lados menores del patio se levantan dos templetes a modo de quioscos orienta- les. El templete oriental se cubrió con una cúpula de escamas vidriadas en el siglo XIX por Rafael Contreras y Juan Pugnaire . que motivarían una enorme controversia al ser restaurados. Tres fueron los proyectos que realizó Torres Balbás para la restauración de la torre. y la colocación de una terraza a la catalana. rodeado por galerías en sus cuatro crujías.. que consistieron en actuaciones en los paramentos exteriores. talladas en mármol de Macael.EL PATIO DE LOS LEONES Tradicionalmente se ha querido dar una visión unitaria de los palacios nazaríes señalando que el de Comares era un palacio de verano y el de los Leones era el palacio de invierno al estar más abrigado. todo ello completado en 1932. La hipótesis más aceptada considera que se trata de un palacio erigido por Muhammad V como residencia real. Además. el palacio de los Leones se organi- za sobre un patio.

reparados y repintados. Las galerías. los diarios de Granada publicaron una serie de artículos de oposición a Torres Balbás y su interés por dar una imagen a la Alhambra ajena a las actuacio- nes románticas. que la sustituyó por un tejado a cuatro aguas en 1934. Torres Balbás publicó en la revista Arquitectura. pero a finales del siglo. siendo atirantado en 1626. es casi totalmente obra posterior al siglo XV. como se aprecia en grabados anteriores. de 1929. en los años 1541 y 1542 aparecen las primeras constancias de reparaciones. Interiormente se cubren los dos pabellones con cupulitas semiesféricas de madera. Torres Balbás comprobó que las reformas del siglo XVIII habían modificado ya su aspecto primitivo.. los zócalos.(261) El origen de las críticas parece proceder de Modesto Cendoya. En los primeros meses de 1935. desmontada luego por Torres Balbás.el patio de los Leones que hoy contemplamos. según reconocimientos de 1687 y 1691. su estado de ruina era total. un repaso histórico de sus restauraciones a partir de documentos de archivo: “. con la publi- cación de una carta en El Defensor de Granada diciendo que: “el que sólo juzgara la cuestión atendiendo a algunas desorbitadas informaciones. los adornos y los caños de plomo. Por entonces estaban arrancados los mosaicos de todo el basamento del patio que dicen eran muy semejantes a los de la alberca”. Rafael Contreras escribió en 1878: “En 1640 se reconoció por Antonio Guerrero el estado ruinoso del patio y hallaron desplomadas ya las columnas de los enclaustrados y de los templetes.(263) . El tono desmesurado de las críticas que aparecieron en la prensa impulsó a un grupo de intelectuales y amigos de Torres Balbás a intervenir apoyando su obra. obra admirable en la que el arte de los carpinteros granadinos llegó a su cima.(262) Según los datos que aportó Torres Balbás. el alero. avivando el tradicional enfrentamiento entre la defen- sa de una Alhambra romántica o pintoresca frente a los descubrimientos de la investigación arqueológica e histórica. colocándoles tirantes. hasta una altura aproximada de dos metros. quitando a los templetes las cubiertas primitivas que producían filtraciones. son restauraciones modernas”. ESPAÑA MUSULMANA 309 en 1859. cuyas opiniones personales no se apoyaban en razones de tipo científico. Tan sólo las columnas de mármol. y parte del friso de madera. cuajadas de lazos.. son obra musulmana. En 1552 se hizo la primera obra significativa de conser- vación. los muros del fondo. consistentes en renovar los adornos de yesería de los templetes. Sobre la evolución del patio de los Leones. las decoraciones de escayola. creería que en la Alhambra se habían per- petrado caprichosas mutilaciones. algunos de los techos de lazo. descansando en un friso con pechinas de mocárabes en yeso. En los años siguientes se repararon las soleras. reformas irreparables y profanaciones inauditas”. Rafael Contreras en el siglo XIX interpretó que estas primeras cubiertas eran cúpulas vidriadas. A principios del siglo XVII el patio estaba ya muy desplomado.

En 1842 se limpiaron las columnas del patio con José Contreras como arquitecto y. se adquirieron piezas de mármol blanco para los intercolumnios de las galerías del patio. sobrantes o desaprovechados en la restauración del siglo anterior. sobre el que se asentó la teja. bajo la dirección de Modesto Cendoya se saneó el subsuelo. Algunos se perdieron para siempre. se han conser- vado admirablemente”. y finalmente. se ati- rantó con hierro el templete contiguo a la sala de los Reyes. sin duda. comenzaron las obras.(264) La obra de Contreras. En 1812 y 1820 se hicieron obras de escasa importancia en los tejados. No era fácil. que duraron hasta 1866 y le dieron el aspecto con el que ha llegado hasta nuestros días. convertidas luego en residencias cristianas por los monarcas hispanos. A con- tinuación. fue elogiada por los eruditos de la época como Juan Valera. son varias las construcciones residenciales con rango palaciego de origen hispanomusulmán. se reconstruyeron las atarjeas que cruzan el patio. en 1910. o el caso de la desaparición de toda una ciudad . cuyo comentario lo dice todo: “En el patio de los Leones se han restaurado más de mil arabescos. quien cuenta en su Estudio descriptivo de los monumentos árabes de Granada. aunque indefendible por la poca fiabilidad arqueológica de los añadidos e interpretaciones. y el tamaño y adornos de todo el alero. Sevilla y Córdoba que: “Cuando empezamos la restauración de este edificio ha- llamos el complemento de muchos de sus detalles. se colocaron arabescos destruidos. que pasaron desconocidos a los que antes se habían ocupado del arte musulmán. Palacios orientales para los reyes cristianos La Alhambra no es el único gran palacio oriental de la arquitectura española. todo ello bajo la dirección de los arquitectos Baltasar Romero y Rafael Contreras. a continuación. que interpretadas por el citado restaurador. Se renovaron los pavimentos. en sustitución del apuntalado de madera. atraídos por la sofisticación y el lujo que los había mitificado. aunque las reparaciones no se iniciarían hasta el siglo XIX. Se aseguró el alero. que se hallaban en completa ruina: el elegante alero de madera tallada se ha reconstruido en dos de sus lados. susti- tuyendo los canecillos podridos por otros labrados conservados en los almacenes. y cuanto puede necesitarse para devolverles la forma primitiva”. fijar la forma de las cúpulas de los templetes. rehaciéndose aleros y tejados. como muchas alcazabas con su doble función de residencia y fortaleza. a partir de 1927 con la obra de Torres Balbás se reconstruyeron las armaduras de las galerías poniéndoles doble tablero de rasilla. su asiento. sus dimensiones.310 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA En 1784 las construcciones del patio seguían en situación de amenazar ruina.(265) En 1889 Mariano Contreras rehizo de nuevo parte del casi arruinado templete oriental. si no hubiéramos hallado bajo las mezquinas restauraciones del siglo XVII los restos antiguos. y no con pocas inscripciones karmáticas.

Desde 1485 el palacio fue también sede del tribunal de la Inquisición. destrozando yeserías y llevándose sus restos para musealizarlos. pa- sando a ocupar un lugar destacado en el capítulo del arte mudéjar. Entre los casos más notables se encuentra La Aljafería de Zaragoza. A la reforma siguió un nuevo incendio durante la Guerra de la Independencia. Hacia 1492. explotando el polvorín que albergaba. pasando a ser residencia de los reyes cristianos tras la conquista de la ciudad por Alfonso I el Batallador. incluidas sus cárceles. A. rematado por una cubierta de teja. Pocos monarcas se dejaron conquistar tanto por el embrujo islámico como Pedro I. La Aljafería de Zaragoza es un conjunto de planta cuadrada reforzado en una de sus caras por torreones redondeados. pese a la oposición de la In- quisición. aunque ya sus antepasados aprovecharon los placeres. en el siglo XIX se construyeron sendos torreones cuadrados de diseño neogótico en las esquinas de la nueva fachada. para adaptarlo a distintos usos. residencia de los reyes taifas de Aragón. como Alfonso VI. ESPAÑA MUSULMANA 311 regia como Medina Azahara. sobre la fábrica musulmana fue erigido el palacio de los Reyes Católicos.LA ALJAFERÍA DE ZARAGOZA El castillo-palacio de La Aljafería fue construido en el siglo XI como quinta de recreo de los reyes Taifas (los Banu Hud) de Zaragoza. los Reales Alcázares de Sevilla. Para completar la transformación. La Almudaina de Mallorca. obra en estilo mudéjar del siglo XIV. excepto el mayor llamado del Trovador. el conquistador de Toledo. llegaron a dividir los altos espacios de sus salones en pisos. Este palacio consta de una solemne escalera. Desde allí se pasa a la parte central de la zona primitiva del palacio por el patio de Santa Isabel. Las continuas transformaciones y reformas interiores. la ciencia y las ventajas higiénicas de la desarrollada cultura musulmana. Por dibujos del ingeniero real Tiburcio Spanochi sabemos cómo las construcciones adosadas ocultaban entonces los muros musulmanes del castillo. que da entrada al llamado patio de la Iglesia por levantarse allí la de San Martín. cegando y ocultando la decoración islámica. restaurarlos o reconstruirlos. o Alfonso X el Sabio. En la actualidad. o el palacio del rey Pedro I en Tordesillas. los más se acondicionaron. a través de una puerta con arco de herradura. En 1593 Felipe II lo transformó en cuartel. empleando mano de obra islámica para ampliarlos. derribándose en 1772 el cerramiento de torreones y añadidos exteriores. Felipe V siguió reformándo- lo para cuartel. para levantar una nueva fachada de cuatro plantas con ventanas y balcones en estilo neoclásico. tras la Reconquista. una galería y un conjunto de salas denominadas de los Pasos Perdidos con magnífica techumbre de madera gótico-mudéjar. que tienen su culminación en el gran salón del Trono con un es- pectacular artesonado.. por los nuevos señores. Al palacio se accede por su ala oriental. cuando en 1813 fue destrozada por los bombardeos franceses. que aposentó su rei- nado en los Reales Alcázares sevillanos. .

primitiva mezquita. se destrozaron las yeserías y se desmontaron los arcos. Las profundas intervenciones en su interior trataron de recuperar los espacios origi- nales de las épocas musulmana y cristiana. la arquería oeste del patio y. bajo la dirección de Francisco Iñiguez y Almech. en que se inició su restauración. cuando se decide instalar en el monumento la sede de las Cortes de Aragón. se entenderá que es difícilmente creíble que el conjunto actual pueda responder al original. Solamente con comprobar el estado en que se encontraba el edificio hasta mediados del siglo XX. reconstruyendo las estancias divididas. que estaría ligado a esta obra hasta su fallecimiento en 1982. secretario de Felipe II. La dualidad de edificios quedó reforzada con un corte drástico entre ambas estructuras. Cuando Sarthou Carreres des- cribe sus estancias en el año 1944 siempre habla en pasado. para adaptarlo a distintos usos durante siglos. También han desaparecido los altos torreo- nes que rodeaban lo que en tiempo de los árabes debió ser inexpugnable fortaleza”. dando todo por perdido: “Todas estas estancias han desaparecido y sólo se tiene idea de lo que fueron por los restos que se conservan en el Museo Provincial de Zaragoza. cuando fue cedido por el Estado al Ayun- tamiento de Zaragoza para su recuperación. artesonados fragmentados y algunas yeserías. las salas mudéjares del pa- lacio de Pedro IV. cegando y ocultando la decoración islámica. sobre todo.(266) A estos torreones alude Cervantes. el oratorio o la muralla de torreones en el costado oriental. La fase final de La Aljafería se inició en 1983. de planta octogonal con una fina y profusa decoración en yeso. recogidos algunos en los museos arqueológicos de Madrid y Zaragoza.(267) En 1954 se iniciaron las restauraciones por la Dirección General de Bellas Artes. entonces sede de la Inquisición. bajo la dirección arqueológica de Manuel Martín Bueno. En 1931 fue declarado Monumento Nacional. La confusa anastilosis incompleta dejó el edificio dividido en dos partes. no dudando tampoco en incluir elementos y estructuras de diseño contemporáneo . con los arquitectos Luis Franco Lahoz y Mariano Pemán. aislando del edificio de forma inusual los dos torreones modernos que quedaban en las esquinas. para cuya liberación el pueblo amotinado incendió el edificio. Las continuas transformaciones y reformas inte- riores. La inter- vención de Iñiguez se ha definido como la “búsqueda del palacio perdido”. La última fase del histórico edificio se inició tras desalojar al Parque de Artillería que lo ocupaba. el cuartel y el castillo musulmán. y en sus calabozos fue encerrado Antonio Pérez. Del periodo bajo medieval se conservan la alcoba de Santa Isabel.312 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA En el pórtico norte se encuentra un pequeño oratorio restaurado. Pero la destrucción de La Aljafería medieval fue tal que sólo una profunda recons- trucción de estilo ha posibilitado contar con el edificio actual. Al afán castillista de sus restauradores hay que unir el interés por acentuar los aspectos islá- micos. llegaron a dividir los altos espacios de sus salones en pisos. apoyándose en los restos de arcos. junto con el arquitecto Ángel Peropadre Muniesa. Se emprende entonces una nueva etapa de restauraciones.

una era la fragmentación de las dependencias. utilizando mano de obra mudéjar. esencia de una nueva entidad artística. el patio mudéjar por un claustro monástico clasicista. Francisco de Pravés sustituyó. la capilla Dorada y otro patio más pequeño junto a ella. Su sucesor Pedro I cedió por testamento el palacio a su hija la infanta Beatriz.(269) El palacio–convento de Tordesillas sufrió un incendio y varias reformas a finales del siglo XVI. en el patio de entrada. Temporales e inundaciones afectaron a las obras realizadas. sustituyendo arcos y columnas desaparecidos. corredores y patios entrelazados. Esto indican los autores: “En todo caso se ha tratado de avanzar. entre los siglos XVII y XVIII. difíciles de adaptar a la ceremoniosa vida cortesana cristiana. ESPAÑA MUSULMANA 313 en el interior del recinto. debiendo restaurarse de nuevo en 1987. En 1977 se procedió a su restauración. los restos estructurales y decorativos de yesería en las bóvedas del claustro. Para ello al palacio mudéjar se le adosó entre los siglos XV y XVI una iglesia gótica. el arte mudéjar.(268) B. restaurando lo restaurado. llegando al sigo XX muy deteriorados. En este último periodo las transformaciones interiores fueron numerosas. También se restauró la maltratada portada mudéjar del palacio.EL PALACIO MUDÉJAR DE TORDESILLAS En la villa castellana de Tordesillas. necesitada de grandes salones y estancias .. el rey Alfonso XI construyó en 1340 un palacio musulmán. El Real Mo- nasterio de Santa Clara de Tordesillas fue fundado en 1363. eliminando los restos anteriores. Junto con las nuevas dependencias de la clausura se mantuvieron importantes elementos del palacio real mudéjar. Tras la Iglesia se conservan los baños árabes. que se cuentan entre los mejor conservados de su género. con elegante decoración escultórica y un excepcional retablo en forma de tríptico. Esta mezcla de actuaciones artísticas significa la imbricación entre dos sistemas arqui- tectónicos antagónicos. se cree que la construyeron maestros que trabajaron en la catedral de León. cuyo presbiterio quedó cubierto con una rica techumbre mudéjar de la segunda mitad del siglo XV. a favor de la autenticidad y de la claridad de la presentación”. relativas a la reparación de cubiertas. siguiendo el testamento real. la división de los espacios interiores en cuartos aislados. dotado hoy con una sillería del siglo XVII. con vanos abiertos en sus muros y los lucernarios de la cúpula tapados. para que convirtiera el edificio en un monasterio de monjas clarisas. Dos de las características fundamentales de la arquitectura musulmana no fueron plenamente asimiladas por la cultura cristiana. que tiene cuatro lucillos en las pa- redes bajo arcos adornados con gabletes. aprovechando como coro de la comunidad el salón principal del palacio. En octubre del año 2006 se contrataron las últimas labores de restauración. Los baños árabes del palacio se utilizaron para numerosos destinos. La capilla de los Saldaña de 1430. como corresponde a los criterios actuales. como la portada principal.

que los nuevos inquilinos cristianos no dudaron en transformar y adaptar a sus nuevas necesidades funcionales. austera y simple en su definición decorativa pero irregular y asimétrica en la ordenación de los conjun- tos. La Almudaina era el recinto fortificado de los musulmanes mallorquines. imposible de identificar con la vieja fortaleza almohade. transformado completa- mente por los reyes cristianos tras la conquista. cuando quiso restaurarse para conseguir una imagen lo más parecida al original. bajo la dirección del arquitecto Ra- món Andrada. es una constante de estos con- juntos palaciegos. definida con materiales pobres. La conquista de las Baleares por Jaime I el 13 de diciembre de 1229. el palacio musulmán de la isla. que reconstruyó la muralla norte y la pintoresca torre de las cabezas.LA ALMUDAINA DE PALMA DE MALLORCA Esta visión del palacio hispanomusulmán. Desde el siglo X. genoveses y pisanos. despejando y rehaciendo los muros y torreones. que era ya una reforma. La restauración del conjunto palaciego empezó en 1964. derribando para ello las estancias árabes. siendo reformada por los gobernadores aragoneses para convertirla en un castillo real. estéticas y representativas. perdiéndose todo rastro de las estancias árabes y de la estructura exterior. cercana a la aridez militar. Las reformas emprendidas por Jaime II despejaron todo resto arquitectónico del palacio oriental. que imponía una estricta planitud. con La Almudaina de Palma de Mallorca. el arquitecto Bennazar Moner proyectó distintas alternativas para los alzados de las torres. sin fachadas monumentales. ocultado por numerosos añadidos exteriores. sin que faltara el obligado salón regio. ocasionó serios daños a la fortaleza pa- laciega. fuertemente amurallada y con acceso directo al puerto. C. durante el siglo XIX. Así ocurre. optándose por recuperar el palacio cristiano. La primera intervención se produjo en pleno Romanticismo.314 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA desahogadas. surgiendo en su lugar un palacio reformado con criterios historicistas confusos. En los siglos XVII y XVIII era ya un miserable y ruinoso caserón. convirtiéndolo en un castillo–palacio gótico. por no remontarse a los orígenes pretéritos de aquella fortificación en la época romana. que tan magistralmente definió Fernando Chueca en su obra Invariantes Castizos de la Arquitectura Española. por ejemplo. la Alcazaba de la ciudad. como puede apreciarse en imáge- nes antiguas. En 1928. La segunda es la complejidad volumétrica exterior de los edificios. Ello no impidió que fuese atacada y saqueada varias veces por aragoneses. el patio de armas y las estancias . tan modificada a lo largo del tiempo que. por el arquitecto Reynes. sino de intervenciones más propias de una elección de catálogo.. aunque no se trataba de una indagación arqueológica. la Sala Ma- yor. faltaba precisamente la referencia de un original concreto. invento neogótico que nada tenía que ver con la torre anterior.

con buena lógica. introdujeron en el edificio. en la Edad Contemporánea. que conocemos como de avispero. estilizado y perforado con el trépano. salas cuadradas cubiertas con cúpulas. del resto poco queda y el aspecto exterior resulta discutible y pintoresco en demasía.(272) En este caso no serán los reyes cristianos de la Edad Media quienes recuperen para su uso la singular ciudad oriental. técnicas y materiales de diseño moderno. llevado por el romántico reto de descubrir una ciudad perdida y volver a ponerla en pie. aunque. Menos de un siglo duró la vida de una de las ciudades más bellas y efímeras de la historia. sino el Estado. tipo mezquitas. utilizó arcos de herradura. En diciembre de 1973 se inicia una nueva campaña dirigida por el arquitecto Manuel del Río Martínez. usado por Almanzor en la última ampliación de la mezquita de Córdoba. Rafael Manzano describe lo que la nueva ciudad-palacio tiene de conjunto modelo. con todo tipo de tipologías islámicas. También las casas reproducían el modelo romano mediterráneo. la nueva fundación siguió una traza regular más propia del urbanismo clásico. Incluso la traída de aguas responde a la tradición romana de los acueduc- tos. con una reconstrucción de estilo que completaba en arquitectura neogótica todo aquello que el tiempo había hecho desaparecer. en la que se quiso revitalizar el significado simbólico de La Almudaina. D. como fue el caso de la construcción del monaste- rio de S. convirtiéndolo en una escombrera donde poder aprovechar todo tipo de materiales.(271) Artistas de la más lejana procedencia desarrollaron allí con maestría la técnica del relieve en yeso. Grandes salas de hileras de columnas. ¿Un nuevo Knosos? ¿Una nueva Pompeya? . continuadas en 1987. con atrios sustentados por pórticos e impluvium.LA CIUDAD PALATINA: MEDINA AZAHARA Abderramán III construyó Medina Azahara. será en Medina Azahara donde se generalice el capitel islámico abstracto. lejos de parecerse a la abigarrada e intrin- cada ciudad histórica islámica. en lugares no singula- res. Masdanna ibn abd-Allah. sólo que en este caso el arquitecto del califa. como marco para las instituciones del poder civil insular. ESPAÑA MUSULMANA 315 que ocupaba la Audiencia. donde se alzaba la alcazaba. Se hicieron varios recintos inscritos en un gigantesco rectángulo cerrado por una doble muralla. En lo meramente artístico. La guerra civil desatada en el Andalus provocó incen- dios y destrucciones que acabaron con el conjunto.(270) Estas recientes restauraciones. Medina Azahara se levantó entre 936 y 976. encajada materialmente contra la ladera de una montaña. cuando la España mu- sulmana se dividió en reinos taifas. Jerónimo.. que luego se reproducirán en las arquitec- turas de los taifa y nazarí. así como modelos de residencias de origen fatimí. cubiertas de madera con formas de artesas y cúpulas sobre arcos cruzados. agonizando el Califato. las qubba. su propia ciudad palatina y centro administrativo del Califato en las cercanías de Córdoba.

(273) Como restauraciones propiamente hay que mencionar las realizadas por el arquitecto Félix Hernández Jiménez desde 1951. en otros casos se recurre a ellas amparándose en la investi- gación arqueológica. destacando la reconstrucción de los muros y arquerías del Gran Salón o salón Rico. los avances tecnológicos y en interpretaciones retóricas sobre la puesta en valor del patrimonio. Se empezó. los arquitectos de Alfonso X iniciaron adapta- ciones en los Alcázares. Medina Azahara pasó a depender de la Junta de Andalucía. hay una renovación celular que es casi cotidiana. nacidas de una oculta fuerza ordenadora interna. en la que efectivamente mueren cosas para dar paso a otras nuevas. cosa no conseguida en sus 112 hectáreas. hasta que la invasión fanática de los africanos almorávides los dejó en estado de abandono. Conquistada Sevilla en noviembre de 1248. precisados de grandes salones y habitaciones reales. (275) Por las crónicas de los propios musulmanes conocemos cómo los normandos arrasaron Sevilla en el año 844. en lo que era un campo de escombros dividido en numerosas propiedades particulares. la colmena creció acoplándose los panales entre sí. continuando con las excavaciones y consolidación de los zócalos de los muros. entre las que se construyó el primer Alcázar para residencia del gobernador. como en la colmena. No se interrumpieron aquí las intervenciones. reconstruyó y amplió el conjunto heterogéneo del Alcázar. Para ello se desmontaria la anterior restauración. Siguiendo el símil de Manzano. en estilo gótico . E..(274) En 1985. se restauró. por las partes más exploradas. siguiendo un proyecto realizado por el arqui- tecto Antonio Tejedor. por usar hormigón y hierro que sustentaban las arquerías. cuando Sevilla adquirió un destacado protagonismo político.316 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Ricardo Velázquez Bosco inició la excavación de Medina Azahara en 1910. debiendo levantarse defensas más consistentes. haciendo zanjas en retícula para tratar de acotar los límites de la Medina.LOS REALES ALCÁZARES DE SEVILLA Al definir los Reales Alcázares de Sevilla. la casa del Califa y el salón Occidental. siguiendo una minuciosa anastilosis en la que se aprovecharon los restos de decoración y materiales originales. El yacimiento fue declarado Monumento Nacional un mes antes de fallecer Velázquez Bosco en agosto de 1923. Los recintos fueron agrandados durante siglos con nuevas dependencias y jardines. en la etapa almohade. el arquitecto Rafael Manzano los compara con un organismo evolutivo: “En estas arquitecturas casi biológicas. el arquitecto había dedicado una parte importante de su esfuerzo a conseguir la expropiación de los terrenos. A esta antigua obra pertenece el actual patio de Banderas. Cuando en unas intervenciones se critican la anastilosis anteriores y las reconstrucciones. Con posterioridad. pues el objetivo se convirtió finalmente en reha- cer completamente el salón de Abderramán III. con un permanente enri- quecimiento del conjunto”.

Completa el conjunto palaciego cerrando el espacio que ocupaban todas las intervenciones anteriores. Es en este periodo cuando se reconstruyen los patios que el tiempo había condenado. con medios del Patrimonio Nacional y la Dirección Gene- ral de Bellas Artes. ahora bajo la denominación mudéjar. .(277) Se considera a este miembro de la nobleza. que en 1364 da un giro radical a las reformas y. A él se debe la portada principal. con mano de obra morisca. Se aprecia la estrecha convivencia artística entre lo almohade y lo cisterciense. que también instaló en los Alcázares la portada gótica del palacio de Marchena. Se hace imposible describir el conjunto de estancias. se inician una serie de obras de apeo y relleno de frági- les pantallas y arquerías dañadas. inicia una transformación del palacio retomando el arte hispanomusulmán. las obras de conservación del conjunto fueron dirigidas durante años por el arquitecto Rafael Manzano Martos. El gran renovador cristiano de los Alcázares de Sevilla fue Pedro I de Castilla. Este erudito diseñó los jardines del Alcá- zar. liberando en 1915 arquerías embutidas en los muros y completando de forma reconocible las partes incompletas. toda la Casa Real española. que. unificando lo original y lo añadido. sin exagerar sus méritos. su actuación hay que juzgarla en conjunto.(276) En las primeras décadas del siglo XX. Hasta el siglo XIX. fuentes y demás elementos. rehaciendo solados. orto- pédica para Lampérez. acogieron los esponsales de Carlos V. Primero musulmán. artífice de su mantenimiento y conservación meticulosa. mientras en lo artístico mezcla de manera ecléctica lo sevillano con lo granadino y lo tole- dano. sin ser arquitecto. hijos ambos de austeras reacciones religiosas. en que el arquitecto Rafael Contreras reformó el edificio durante el reinado de Isabel I. escalinatas. Tras el terremoto de Lisboa en 1755. como el del Almirante o el del Asistente. para resolver de forma reconocible la solución torpe y dogmática de Vega Inclán. creando incluso alguno nuevo. de cuya mixtura nacerá el mudéjar sevillano. patios y jardines que. como el de Levies o el jardín del Príncipe. concebida como un tapiz. vendida en subasta después de desmontarla de su emplazamiento original. quejándose de las restauraciones anteriores. en las que los arabescos de yeso se habían copiado y colocado arbitrariamente. ya en el siglo XVI. prácticamente. como el primer defensor del conservacionismo en España. ESPAÑA MUSULMANA 317 cisterciense.(278) Después. para llegar a las restauraciones de la última fase de los Reales Alcázares. se restauró el patio del Yeso. bajo la dirección del marqués de la Vega Inclán. luego gótico. fue seguidor de Ruskin. después mudéjar. por esta intervención llamativa. que tantas restauraciones sufrirá posteriormente. que posteriormente fue restaurada de nuevo. Tras la Guerra Civil la conservación la dirigieron Joaquín Romero Murube y Juan Talavera. así como las imnumerables reformas de. en el patio de la Montería.

Pág. 125 . Revista “Arquitectura”. Antón. Pág. Nº 29. R. Málaga 1998. “Catedrales de España”. Nº 3. “Las torres del Oro y de la Plata en Sevilla” en Archivo Español de Arte y Arqueología.. 61. Tomo I (reedición). Prieto Moreno. Pág. Valladolid 1996. Ávila 2001. Madrid 1878. Madrid 1985. Madrid 1985. Pedro L. Ignacio. “Arqueología y Arquitectura: de las estratigrafías de la fábrica de ladrillo a la reintegración de la imagen” en en Actas del “Congreso Internacional sobre restauración del ladrillo”. 249. 253. Gallego.. Pág. Págs. Madrid 1991. P. 240. Torres Balbás. Moneo. Capitel. González Varas. Ruiz Cabrero. 243. Ávila 2001.. “La Alhambra. Capitel. 252. Madrid 2001. González Varas.AA. Carlos. Leopoldo. 274. “Metamorfosis de monumentos y teorías de la restauración”. . Alfonso y Cabeza. 239. y Rebollo. y Sarthou. Valladolid 2000. Antón. 244. Fernando. “Construcciones árabes en ladrillo y su restauración” en Actas del “Con- greso Internacional sobre restauración del ladrillo”. 162. 257. 241. “La vida de los edificios. Madrid 1934. 246. 46. “Historia de la Arquitectura Española” Tomo I. 54 – 61. Ignacio. 58. Valladolid 2000. un estudio arqueológico”. Antonio. “Turris Fortísima. Pág. 247. Gallego Roca. “La Alhambra de Granada. 234. Navascués. Documentos sobre la construcción. “Restauración Monumental en España durante el siglo XIX”. Págs. 245. Las ampliaciones de la Mezquita de Córdoba”. “La conservación de la Alhambra” en Revista Nacional de Arquitectura. “Metamorfosis de monumentos y teorías de la restauración”. Capitel. Nº 54. 242. F. Javier. “Historia de la Arquitectura Española”. Pág. Fernando. Nº 256.318 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Notas capítulo 7 238. 26 – 36. Almagro Gorbea. Madrid 1958. Catálogo de Exposición. Pág 106. Pág. Págs.126. Jiménez. Antón. VV. Gra- nada 2002. acrecenta- miento y restauración de la Giralda”. 255. Chueca Goitia.M. Chueca Gotilla. Rafael. 256. G. 254. el Alcázar y la gran Mezquita de Occidente”. “Ricardo Velázquez Bosco y la visión de Oriente” en R&R. Sevilla 1988. “Ricardo Velázquez Bosco” Catálogo de Exposición. Valladolid 1996. 250. “Veinte años de Restauración Monumental en España”. 244. Madrid 1941. Pág. En “Ar- quitectura” Nº 256. 65. 251. 248. “La conservación de la Catedral Mezquita de Córdoba” en Revista “Geometría” Nº 25-26. Malpica Cuello. Para un seguimiento minucioso de las ampliaciones de la Mezquita de Córdoba ver. 35. Madrid 1988. Antonio. Contreras. Pág. Rafael. Madrid 1988. J. Madrid 1986. “Restauración Monumental en España durante el siglo XIX”.

Págs. Chueca Gotilla. 243. 267. 22 – 43.Vilches Vilches. López Cuervo.35. Leopoldo. Río Martínez. ver también de los mismos autores: “Intervenciones en la Aljafería de Zaragoza” en Loggia Nº 11. Rafael. En la misma revista ver también. Varela. Sarthou Carreres. 264. “Ante- cedentes históricos del Real Monasterio de Santa Clara de Tordesillas”. Madrid 1958. Madrid 1996. 32 – 42. González Valcarcel. Luisa y Sancho. 241. Madrid 1991. 189. Págs. 34 . el Alcázar y la gran Mezquita de Occidente”. Paloma. Rafael.252. Catálogo de Exposición. Fernando. Contreras. 244. Pág. Catálogo de Exposición. 273.. Madrid 1985. Carlos. Madrid 1878. Mariano. 260. Págs. Pág 94. Contreras. 259. Madrid 1943. Págs. Reales Sitios Nº 106. Pag. 29 – 36. Madrid 1916. Juan. Págs. ESPAÑA MUSULMANA 319 258. .AA. Madrid 1929. 274. “La Alhambra. “La Alhambra. Madrid 1996. el Alcázar y la gran Mezquita de Occidente”. Torres Balbás. 41. Granada 1988. Manzano. Contreras. Rafael. anteriores al incendio de 1890 ver. Madrid 1998. 117 – 118. Ingeniería y Formas”. VV. Pág.AA. Carlos. “Historia de la Arquitectura Española” Tomo I. Pág. 261. Madrid 1878. Madrid 1878. “Ricardo Velázquez Bosco” Catálogo de Exposición. 268. “La Alhambra.28. 270. 272. “Medina – Az Zahara. el Alcázar y la gran Mezquita de Occidente”. Madrid 1990. 241. Ávila 2001. “Veinte años de Restauración Monumental en España”. Págs. COAM. Para un seguimiento de las intervenciones en la Torre de Comares y el patio de los Arrayanes. “La Aljafería de Zaragoza. 263.L. Pág. Madrid 1976. “Los grandes arquetipos domésticos de la ciudad palatina de Madinat Al-Zahra” en “Arte y Arquitectura en la vivienda española”. “Ricardo Velázquez Bosco” Catálogo de Exposición. Madrid 1990. Serafín. Valencia 1996. “”Sobre conservación de los monumentos árabes de Granada” en Miscelanea I. “ Sobre monumentos y otros escritos”. 73 -76. Rafael. Obras de restauración y conser- vación. Madrid 1958. “El Patio de los Leones” en la revista Arquitectura. “El Palacio Mudéjar de Tordesillas” en Reales Sitios Nº 106. el Alcázar y la gran Mezquita de Occidente”. Págs. J. “La Alhambra. “Castillos de España”. Contreras. Ver también. 1923 – 1936”. Págs. 266. “Segunda y tercera fases de trabajos de restauración del palacio de la Almudaina” en Reales Sitios Nº 50. “La Alhambra de Leopoldo Torres Balbás. 262. Madrid 1878. Las Cortes de Aragón y la recuperación del antiguo alcázar real” en R&R Nº 20. VV. 269. Torres Balbás. Leopoldo. Luis y Pemán Gavín. Franco Lahoz. Manuel del. 271. Madrid 1991. y también. “Veinte años de Restauración Monumental en España”. Rafael. 265. Bujarrabal. 186. Págs.

Madrid 1987. Manzano. “Reales Alcázares” en Reales Sitios Nº extraordinario dedicado a Sevilla. Rafael. 276. el Alcázar y la gran Mezquita de Occidente”. Pág. Rafael. 70. Pág. Pág. “La restauración monumental como proceso histórico: El caso español” en “Curso de Mecánica y Tecnología de los Edificios Antiguos”. 278. Contreras. Madrid 1976. 103. 277. Pág. Manzano. 84. . Madrid 1976. Navascués Palacio. “Reales Alcázares” en Reales Sitios Nº extraordinario dedicado a Sevilla.320 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 275. Rafael. Madrid 1878. Pedro. 321. “La Alhambra.

antes de la reconstrucción de todas las portadas (foto J. Estado de la ampliación de Almanzor de la mezquita de Córdoba en 1860. con las portadas completamente reconstruidas (foto J. ESPAÑA MUSULMANA 321 248 249 248. Obras de Velázquez Bosco en la Puerta nº 2 de la mez- quita de Córdoba en 1908 (foto Inst. Art Londres) 250 . So- raluce) 250. Fachada de Almanzor de la mezquita de Cordoba. R. Laurent) 249.

Situación interior de las ampliaciones y reformas producidas en la mezquita de Cordoba hacia 1900 (foto Inst. Francia) . Estado del patio de la mezquita de Córdoba en 1902. Art Londres) 252. antes de la restauracion de 1941 (foto Mediat. Nac.322 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 251 252 251.

La Giralda con Santa Justa y Rufina y el campanario renacentista (grabado del siglo XVII) 255. Deterioros producidos en la Giralda por un rayo en 1884. arrancando barandillas y balcones . ESPAÑA MUSULMANA 323 253 254 255 253. Restauración de la Torre del Oro por Carlos Halcón (foto de 1900) 254.

antes del incendio. París) 259 . Estado del Partal de la Alhambra de Granada en 1915 antes de las restauraciónes (plano de Ve- lázquez Bosco) 259. Patio de la Mezquita de la Alhambra en 1907. (fuente M. una vez restaurado (foto Petit) 258.324 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 256 257 258 256. Torre de Comares en restauración en 1880. antes de la restauración. Patio del Harén o de la Mezquita en la Al- hambra. 1832. Roberts) 257. (acuarela de D.

El Patio de los Leones de la Alhambra en 1668 (graba- do de Louis Menier) 261. El Patio de los Leones durante las obras de J. Obras de Contreras en el Patio de los Leones en 1907 261 (foto Petit) . Contre- ras (dibujo de M. Bone) 262. ESPAÑA MUSULMANA 325 260 262 260.

Mezquita de La Aljaferia en 1907. Íñiguez (foto Reales Sitios) . Restauracion del destruido salón mudéjar del Trono en La Aljafería (foto Reales Sitios) 266.326 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 263 265 264 263. Roisín) 264. antes de su comple- ta reconstrucción (foto Petit) 265. Reconstrucción historicista de las torres de La Aljafe- 266 ría por F. La Aljaferia de Zaragoza en 1900 transformada en cuartel (foto L.

Baños del palacio mudéjar de Tordesillas hacia 1920. Portada mudéjar del palacio de Tordesillas antes de su restauración en 1977 (foto Lacoste) 269. ESPAÑA MUSULMANA 327 267 268 269 267. antes de su restauración (foto Lacoste) 268. La Almudaina encalada en 1860 con la catedral de Mallorca sin fachada (foto Charles Clifford) .

Reconstrucción de la galería exterior de La Almudaina en 1973 (foto Reales Sitios) 272.328 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA 270 271 272 270. Estado de la fachada de La Almudai- na antes de la restauración de 1964 (foto Reales Sitios) 271. El salón Rico de Medina Azahara ex- cavado. antes de su reconstrucción (foto Señán) 273. Reconstruccion del salón Rico de Me- dina Azahara (foto de 1956) 273 .

Apertura de huecos en la fachada mudéjar del patio de la Montería de los Reales Alcázares por J. Reconstrucción del patio del Asistente en los Reales 277 Alcázares de Sevilla por J.) 276. Patio del Yeso de los Reales Alcázares recompuesto en 1915 por el Marqués de V.S. R. R. Murube (foto Reales Sitios) . ESPAÑA MUSULMANA 329 274 275 276 274. Fachada mudéjar del patio de la Monteria en los Rea- les Alcazares de Sevilla (grabado del siglo XVII) 275. Murube (foto F. Inclán (foto Reales Sitios) 277.U.

This page intentionally left blank .

Capítulo 8 ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA La demolición de Cluny En 910 se data la fundación de la comunidad benedictina de Cluny. Cluny III. integrando poblados y aún ciudades con las calles distribuidas por oficios. Además. porque el grupo fundador no lle- vaba artífices propios a las nuevas edificaciones. Su estilo era el románico. como los cistercienses. la artesanía. Entre 1088 y 1130 el mo- nasterio fue reconstruido por el abad Hugo. momento en que el tercer conjunto. estando sometido sólo al Papa. Por ello. El monasterio fue independiente de la nobleza. En 1131 la iglesia fue inaugurada por Inocencio III. se convirtió en la casa matriz de más de mil quinientas abadías europeas. que aceptaba las variantes regionales y . para que la regla de San Benito se interprete de un modo unitario y homogéneo. ni siquiera un modelo uniforme de monasterio. Por ello. no se creó una tipología arquitectónica peculiar cluniacense. Cluny dirige y coordina todos los monasterios fundados desde la casa madre. La oración y el estudio ocupaban las horas de los monjes. ni eran monjes la mayoría de los maestros conocidos de sus edificios. mientras los trabajos del campo. al margen de los demás poderes temporales y religiosos. frente a la falta de coordinación que tenían las anteriores comunidades religiosas benedictinas. la construcción y los oficios artísticos se dejaban en manos de criados y laicos agru- pados en torno al monasterio. cuando la orden se extendió. constituyó en sí misma un auténtico estado por encima de las fronteras políticas y diocesanas.

suprimiendo las órdenes religiosas en Francia. la bóveda de cañón apuntado. Una de las innovaciones que aplicaron en la tercera ampliación del templo abacial de Cluny. En 1516 se acordó con la Santa Sede que fuesen los monarcas los que designaran a los abades.332 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA animaba las genialidades de canteros y escultores hasta límites inconcebibles por su tremenda crudeza crítica y brutal mofa. extendida por Borgoña. fieles a la antigua observancia benedictina. La Revolución Francesa. cinco naves. perdiéndose la influencia y el prestigio de otros tiempos. la cocina. y ocho torres. con el templo. La distribución del monasterio en el siglo XII tiene como base el plano de Saint Gall del siglo IX. los dormitorios. agravado por el incremento de las deudas con sus acreedores. se planteó la necesidad de reformar la orden. se copió en todo el románico europeo del siglo XII. La Asamblea Constituyente aprobó la ley de 13 de febrero de 1790. Tras las guerras de religión del siglo XVI. construida por los arquitectos Gavzon y Hézelon. El centro de la vida monástica era la gran iglesia. o la mala admi- nistración de las tierras y la recaudación de censos y tributos. desde el nártex a la girola. con cada vez menos monjes y más enriquecidos. el almacén y la panadería. creará a largo plazo problemas financieros a la orden. con su política anticlerical. aunque daba opción a los religiosos a que decidieran per- sonalmente su futuro particular. que viven con lujo y despilfarro. Los edificios se cerraron. con un aumento de los gastos que debilitó las posibilidades expansionistas. incautando los metales preciosos y las joyas de los objetos litúrgicos. celebrándose la última misa el 25 de octubre en la gran basílica abacial de San Pedro y San Pablo. aspectos contra los que se rebelará el Císter de San Bernardo de Claraval. La construcción de este monumental conjunto urbano. a la que impone sus abades.(279) Más alejados del conjunto monástico se encontraban el hospital y la hospedería. creándose una pequeña casta monástica. Durante el siglo XIV la autoridad del Papa agobia a la comunidad. Aunque se puso un vigilante en las instalaciones. 696 años después de la fundación del monasterio. En 1791 se expulsó a los monjes de Cluny. no . una de las más grandes del mundo cristiano (171 m de longitud). acabará con la orden cluniacense y con el monasterio. dos transeptos y un gran ábside en la cabecera con deambulatorio. Alrededor del claustro estaba el refectorio. como había ocurrido en España. dado que ya no existía una relación de obediencia orgánica con el resto de los monasterios cluniacenses eu- ropeos. La reforma interna creará no pocos problemas y enfrentamientos durante los siglos si- guientes entre monjes reformistas y conservadores. El templo de Cluny sumó en su planta todas las soluciones tipológicas del románico internacional. El claustro y la sala capitular eran los otros centros de la vida en el monasterio. con enorme nártex. tomando posesión de los mismos los representantes de la administración municipal.

se enviaron inspectores para detener la destrucción. junto con algunos edificios góticos y el claustro del siglo XVIII. La división de las fincas se hizo cortando el templo por la mitad. que pese a la preocupación por la pérdida no decidió nada en principio. Modélica reparación de la Magdalena en Vezelay Dentro del conjunto de los edificios del románico francés que recibieron influencia directa del monasterio de Cluny. en 1901. pinturas y retablos. vestimentas litúrgicas. Conant inició en 1929 una serie de trabajos arqueológicos. para componer gráficamente cómo fue el monasterio medieval. aunque parte de ella acabó en los seminarios de Lyon y Alix. finalmente. La alternancia del colorido en las dovelas de los arcos se . que se mantuvo incandescente varios días. para demoler los edificios y aprovechar los mate- riales de construcción. pro- vocando la reacción de la Administración. Vezelay es un ejemplo de templo sin tribuna con ventanas sobre las naves laterales. hasta que. La bóveda alta que cubre la tribuna del nártex (de alrededor de 1140) presenta nervaduras diagonales. un centro superior de ingeniería. Tres personas se hicieron cargo de la destrucción del monumento. a modo de auto de fe. El interés por Cluny y su pasado no se reavivó hasta el siglo XX. sin éxito. unos años después. Hasta 1813 la ruina de Cluny sirvió de cantera para la construcción de casas y carreteras. El paso siguiente será la partición en cuatro lotes de los terrenos con los edificios y su venta en 1798 por poco más de dos millones de francos. En 1799 se vendió en lotes la sillería del coro. donde se proyectó una calle. Sólo se había sal- vado una mínima parte del templo. Los archivos y demás objetos de madera. En 1866 se instaló en las dependencias monásticas renovadas en el siglo XVIII y no destruidas una Escuela Normal y.(281) En 1944 Cluny sufrió un bombardeo alemán durante la II Guerra Mundial que afectó al poblado histórico de la abadía. Las naves se cubren con bóvedas de arista sobre arcos fajones.(280) La propiedad de los restos del monasterio pasó al Estado en el siglo XIX. uno de ellos llamado Génillon incluso era sacerdote. ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 333 pudo evitarse que un grupo revolucionario asaltara el monasterio. En 1809 se había hundido el gran cimborrio del crucero mayor y al año siguiente se dinamitó la portada. Entre 1945 y 1965 se urbanizó el conjunto con los restos conservados y en los años noventa del siglo XX se llevó a cabo una operación parcial de reconstrucción. algo que no tienen los demás tramos. las tumbas y cualquier símbolo del periodo feudal. aprovechando los materiales de la derruida abadía. Napoleón creó allí en 1806 un centro de cría caballar. cuando el historiador norteame- ricano Kenneth J. sólo quedaban en pie los brazos meridionales de los dos cruceros y algunos muros. fueron quemados en octubre del año 1793 en una inmensa pira. destruyendo los escudos. Cuando finalmente se frenaron las voladuras. Se inicia inmediatamente el derribo.

siendo saqueada y profanada por los hugonotes en las guerras de religión a finales del siglo XVI. siendo necesario construirle arbotantes a la bóveda central. . Los problemas estructurales del templo ya se acusaban en el siglo XVII cuando. Las reliquias de María Magdalena llegaron a la población de Vezelay. y las bóvedas laterales agrietadas con sus arcos vencidos. que perdió gran parte de sus esculturas exteriores. o para reponer artísticamente elementos desaparecidos. surgida en torno a este monasterio benedictino. se inició el agrietamiento de las bóvedas. Duban y Caristie. Desde entonces el ensañamiento contra las imágenes se cebó en la iglesia. Entre 1813 y 1820 se rehacen los contrafuertes y se apuntalan las bóvedas a punto de derrumbarse. como la ma- yoría de las restauraciones que emprendió en monumentos franceses. Santa María Magdalena es uno de los edificios más representativos del despertar de la escultura monumental. La intervención de Viollet le Duc en Vezelay. en cuyo interior se encuen- tra uno de los mejores ejemplos de portada románica tallada. con los arcos fajones centrales deformados.334 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA atribuye a una influencia italiana. Destacan en el edificio el nártex con la portada principal. aunque algunos historiadores suponen que nunca llegó a concluirse. no quisieron aceptar el trabajo por imposible. cuyo templo sería consagrado en 1104. sustituyéndose la cabecera románica por una girola gótica. obra datada entre los años 1128 y 1132. El cuerpo del coro ante los ábsides debió derrumbarse a finales del siglo XII. y posee un singular ventanal gótico de cinco luces tallado como si se tratara de una portada. por tanto. tiene su origen en una necesidad urgente de consolidación estructural. situada al Oeste. auspiciado por Prospero Merimée. una intervención de estilo para rehacer una obra perdida. aunque el largo cuerpo de naves y el nártex no se concluyeron hasta 1140. (282) No es. el templo amenazaba ruina. La abadía se clausuró en 1537. Cuando fue desamortizado en 1793. Dos de los arquitectos consultados para reparar el templo. ante el inminente peligro de hundimiento que corría el templo. con uno de los más bellos tímpanos del Románico. En grabados de la época se aprecian restos de la bóveda de la galería desparecida. Este templo románico tendría originalmente planta basilical con tres ábsides y un corto crucero. daños agravados por el incendio producido por un rayo en 1819. En su fachada sólo se conserva una torre original. Finalmente el Directorio revolu- cionario clausuró el templo y el monasterio en 1790. transformándose en colegiata. Escribió Merimée. elevada sobre una cripta y cubierta con bóvedas de crucería. siendo abad Erard de Rochefort. Cuando dibujaba en la iglesia a cada instante escuchaba pequeñas piedras desprenderse y caer junto a mí”. “A penas se puede comprender cómo la bóveda comple- tamente agrietada subsiste todavía. en el año 882. Hacia el año 1096 se debió iniciar la actual abadía. que sostenía los empujes de la nave lateral. La desaparición del claustro en tres de sus lados dañó la estabilidad del costado meridional del templo.

contrafuertes y arbotantes. nervios. Entre 1840 y 1861 se cimbraron los arcos de las naves y se desmontaron los que estaban daña- dos. Se inició por la cabecera. la reparación y reconstrucción de otros deteriorados e. Salvar la abadía. la aportación de partes nuevas diseñadas por el propio Viollet. rematando la torre incompleta. incluso. destruido por la humedad y el incendio de 1819. Los estudios técnicos del funcionamiento de la estructu- ra románica y de sus problemas sustituyeron. En su conjunto esta restauración de Vezelay ha sido considerada como modélica. detectando puntualmente los daños. al borde de la ruina. había sido manipulada a finales de la Edad Media. aprovechándose la restauración para reponer la estructura de arista inicial. fue el encargo del Estado al joven y desconocido arquitecto. equilibrio y acción. que Viollet repuso en el primer cuerpo de las torres. a las recreaciones historicistas o eclécticas de otras intervenciones futuras de Viollet. que se volvieron a construir. agrietados o hundidos en su clave. para colocar el gran ventanal. Generalmente se da por finalizada la . que carecía de la torre norte. quinta y sexta de la nave mayor. La diferencia entre partes activas de la estructura. Los muros del costado meridional se habían desplomado peligrosamente. en este caso. arcos. Tosca imagen de Santa Fe de Conques La iglesia abacial de Santa Fe de Conques fue construida con un proyecto emprendido por el abad Odolrico entre 1042 y 1050. Los tramos octavo y noveno de la bóveda central habían sido sustituidos por bóvedas de crucería en el periodo gótico. los sistemas estructurales de la Edad Media eran desconocidos para los arquitectos. que fueron labrados de nuevo. pilares. que iniciaría con esta obra una carrera de prestigioso restaurador. La fachada. permitirá en el futuro restaurar monumentos medievales. que junto con las capillas del crucero pertenece a una misma campaña constructiva. cubiertas y bóvedas. que restauraban desperfectos rellenando y aumentando con mortero las partes agrietadas. siendo la primera que interpretó al edificio como un organismo con sus propias leyes de estabilidad. como los contrafuertes. o partes inertes. La intervención en Santa María Magdalena supuso la reposición de elementos desaparecidos. agravando en lugar de solucionar los problemas. haciendo avanzar la cultura tecnológica del siglo XIX. como pisos. siendo preciso reconstruirlos con nuevos contrafuertes. Hasta la llegada de Viollet. para rehacerlo restaurándolo con nuevas es- tatuas que sustituían a las destruidas por el vandalismo revolucionario. ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 335 como ocurrirá años después en Pierrefont o San Sernín de Toulouse. perdiendo elementos de refuerzo necesarios. así como las bóvedas cuarta. Se desmontó el gran ventanal gótico de la fachada. igual que los maltrechos arbotantes.

La cúpula románica del crucero se hundió en fe- cha desconocida. cabecera con deambulatorio de capillas radiales y una fachada enmarcada por torres. El templo forma parte de la serie de iglesias de peregrinación que aparecen en el último tercio del siglo XI. la mayoría de ellas tiene las mismas características. Una completa memoria dirigida al Ministerio permitió incluirla entre las primeras subvenciones para restaurar el patrimonio. mientras que el campanario sobre la cúpula del crucero fue inicialmente del siglo XII. Nuevas desgracias afectarán al templo en el siglo XVI. Estas reformas afectaron al cimborrio. Los demás restos y capiteles se encuentran dispersos en el mismo monasterio o en casas de la localidad. siendo reconstruida con estructura nervada gótica entre 1460 y 1490. transepto sobresaliente dividido en una o tres naves con ab- sidiolos. La fachada occidental se encuentra enmarcada por dos torres de escasa altura. El claustro fue mandado construir por el abad Begón (1087-1107). obra maestra de la escultura románica con el tema del Juicio Final. con planta de tres a cinco naves. Las naves laterales se cubrían con bóvedas de arista. y las tribunas con bóvedas de cañón. que adoptó entonces la altura y forma exterior actuales. elementos estos que responden a las necesidades espaciales de los peregrinos y su alojamiento eventual.336 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA obra en el año 1130. similares a las del transepto de San Martín de Tours. a partir de 1837. sillería. con el consiguiente deterioro y ruina de una parte importante de su estructura. primer Inspector de los Monu- mentos Históricos de Francia. Es posible que la obra se modificara durante la construcción para adoptar la planta definitiva que sería modelo de otros templos franceses. Será Prospero Merimée. durante las guerras de religión con los protestantes. San Martín de Tours y Santiago de Compostela. Sólo se conser- van seis vanos con columnas geminadas de la galería occidental. Muchos de los problemas de conservación de este templo se deben a la variedad y calidad de sus materiales de construcción. de diferente tipo de piedra. Los desastrosos efectos de las leyes revolucionarias para los monasterios franceses dejaron abandonada Santa Fe de Conques durante años. con un portal de tímpano tallado hacia 1124.(283) La nave principal es de amplias dimensiones. caliza y esquisto. que lo incendiaron destruyendo las columnas del coro. sillarejo y mampostería. la restauración de la abadía. que emprendió los trabajos de conservación más urgentes. Pero una . aunque en la actualidad sólo quedan algunos vestigios después de haber sido destruido en el siglo XIX. La fábrica y trazado guardan notables semejanzas con San Marcial de Limoges. encargándose la intervención al arquitecto Boissonnade. quien se interese por el templo y emprenda. debido a la debilidad de las trompas de esquina que deberían haberla sustentado. San Saturnino de Toulouse. Sus ruinas fueron utilizadas como cantera por los vecinos desde 1830. Para evitar el hundimiento fueron zuncha- das con hierro y recubiertas de albañilería.

La cabecera se había finalizado en 1098. excepto la aguja. Luego se derri- baron todas las construcciones conventuales anejas para abrir una plaza a su alrededor. levantada en 1475. con intención de reconstruir y completar en el mismo estilo el templo.(284) En aque- lla fecha se hizo cargo de la abandonada abadía una congregación premostratense. En la cripta se guardan numerosas reliquias. Está considerado como uno de los principales ejemplos de las denominadas iglesias de pere- grinación. Su forma. Esta . aumentando los campanarios de las torres. entre ellas las de San Sernín. También debieron rehacerse algunas bóvedas dañadas. siendo necesario para sostenerla engrosar considerablemente los cuatro pilares torales. con bóvedas de cañón y arista. En estas restauraciones se tuvieron que reconstruir las columnas reventadas del coro. cuya construcción se empezó en piedra y se completó mayoritariamente en ladrillo. La portada muy dañada debió ser restaurada. en 1873. Es un templo de cinco naves y planta de cruz. triforio sobre las naves laterales y girola en la cabe- cera. sustituyendo el parteluz con su estatua y las jambas por nuevos sillares. ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 337 restauración completa. Se trata de uno de los más grandes templos románicos de Occidente. a los que se colocaron los pequeños cuerpos de campanas y las actuales cubiertas. abandona la obra. martirizado en el año 250. de modo que la nave es de principios del siglo XII y la fachada principal posterior a ésta. Es destacable el hecho de que la fachada occidental apenas sea mucho más que un simple muro de cerramiento en un nártex macizo y tosco. Raymond Gayrad. No ocurrió igual con el claustro. al arquitecto Formigé. momento en que el último arquitecto. que entre 1804 y 1808 fue desmontado y expoliado. reduciendo el espacio interior de la nave. que mide sesenta y cinco metros. En 1881 se acometió la restauración de la fachada principal. bur- damente reforzadas tras el incendio. fue encargada por el Ministerio de Bellas Artes. proporciones y talla escultórica son similares a los de la catedral de Santiago de Compostela. sin torres campanario. con la que tiene un considerable parentesco y la misma cronología. La amable imagen de rudo templo medieval que hoy tiene Santa Fe de Conques es el resultado de un minucioso y permanente retoque de su dañada estructura y fábrica de tosca construcción. La “desrestauración” de San Sernín de Toulouse La iglesia románica de San Sernín en Toulouse comenzó a construirse por el costado oriental en 1077. Durante la Revolución Francesa sufrió los mismos desmanes que otros templos. hecho que explica que fuese construido fuera de las murallas de la ciudad. Tiene una altísima torre central octogonal sobre el crucero del siglo XIII.

llegó al siglo XIX con el aspecto macizo y unitario que le proporcionó la intervención del siglo XIV. para no hacer competencia a la esbelta torre gótica del cimborrio. donde se realizaron enlucidos imitando el despiece de sillares para camuflar las diferencias materiales entre la piedra y el ladrillo de la construcción. en la que se reforzaron y elevaron los muros de ladrillo y los del ábside central. impedía elevar demasiado tama- ños volúmenes. Previamente la torre del cimborrio. que Viollet recreó en los dibujos aunque no se repuso. la actitud de rechazo . Viollet proyectó un nuevo aspecto exterior para San Sernín. Pero el enorme tamaño de los basamentos de estos cuerpos. con una sencilla doble entrada y una galería de cinco huecos sobre el alero de la portada. Una tercera etapa en la vida de San Sernín se produce a partir de enero de 1979. eliminando el murete instalado sobre el presbiterio. propia de su tiempo. cuando la Comisión Superior de Monumentos Históricos de Francia decide la “desrestauración” de la basílica. descubiertas en las restauraciones del siglo XX. muy desequilibrado hasta entonces. que no afectó a su aspecto. fue restaurada en una operación de consolidación y conservación.338 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA iglesia colegial. El rosetón gótico había perdido su tracería. cubriendo para ello pinturas medievales. La intervención también afectó al interior del templo.(285) Próspero Merimée encargó el proyecto de restauración del templo a Viollet le Duc en 1845. Esto iría acompañado de la creación de un alero ecléctico para rematar los niveles de las cubiertas. Las torres nunca construidas daban a San Sernín un extraño y desagradable aspecto de templo sin fachada monumental. para marcar los escalones sucesivos de las naves. completándose en 1877. Durante aquel periodo también restauró la torre del Capitolio de Toulouse. En la cabecera. que había sido reformada varias veces. así como las torres laterales. deshaciendo la intervención del siglo XIX. por lo que proyectó una solución de compromiso. fueron eliminados. La actitud de Viollet respecto a San Sernín se ha considerado como una intervención ecléctica. la intervención redujo la altura artificial que le habían añadido al ábside central. aunque la obra no comenzaría hasta una década después. aunque posteriormente a la intervención de Viollet se igualaron los niveles de todo el frente. muy transformado con el tiempo. más que la reposición arqueológica de un templo románico transformado. La maciza fachada occidental fue otro objetivo del proyecto de restauración. En el siglo XIX la restauró Alexandre Miége. que no se llegaron a construir. iniciada en estilo Románico y ampliada en Gótico. Como es lógico. con dos torreones incipientes. pero la intervención fue tan mediocre que se encargó una nueva restauración a Viollet le Duc en 1855. Los muros laterales que habían sido sobreelevados para anular el salto de las cubiertas entre la nave central y las intermedias. y cubriendo todas las capillas con losas de piedra en lugar de teja.

Policromía y repintes en el románico de Auvernia Las iglesias gemelas de la Auvernia románica forman un interesante conjunto arquitectónico. que pronosticaba imprevisibles consecuencias para la restauración de monumentos.(286) Se inició por la reconstrucción del remate del brazo sur del crucero. al margen de estar hablando de los primeros templos abovedados con triforio y girola de Francia. siendo motivo para proponer alternativas. es uno de los cinco grandes templos románicos de Auvernia. Fue construido entre los siglos XI y XII. acabándose finalmente con todos los añadidos. celebrada en París en 1980. en el fondo. pero. La nave principal está cubierta con bóveda de cañón corrido sin arcos fajones. antítesis de las fachadas retablo del Poiteau. se quitaron las cubiertas de piedra de los ábsides y se elevó con un murete el ábside mayor y el presbiterio. ábside con deambu- latorio y capillas radiales en girola. ábsides especialmente. . Issoire. sobresaliendo del conjunto la linterna sobre el crucero. modelos de la tipología conocida como de peregrinación. Notre Dâme du Port en Cler- mont Ferrand y Notre Dâme de Orcival. Todas tienen la misma cabecera en planta. para reconstruir los muros perimetrales de ladrillo. Todas parecen haber salido de las mismas manos o del mismo maestro: San Nectario. no falta la adusta sobriedad de sus fachadas principales. estas características las diferencian del resto de grupos regionales del Románico euro- peo. después de haber sido destruido un templo anterior por los normandos. ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 339 hacia la intervención de Viollet le Duc provocó una fuerte controversia. o en las pinturas antiguas y repintes modernos de sus inte- riores. volviendo a retejarlos. formada por varios pisos octogonales. y no retornarlo a la Edad Media. por lo que suponía de juego y manipulación con la historia del edificio. La piedra de Carcasona usada por Viollet pronto se degeneró. pero su trata- miento decorativo exterior es tan oriental que recuerda incluso al mudéjar hispano. Tiene tres naves. fue el centro de un debate. como elemento común a casi todas. Ya sea en los detalles decorativos exteriores. Notre Dâme du Port. caracterizado por el tratamiento cromático de los edificios. en la que sólo varía el tipo de remate o cubierta y. La gran exposición sobre Viollet le Duc. ya que la intención consistía en devolver al templo el aspecto que tenía antes de la restauración. También destacan las torres sobre el crucero muy parecidas. rom- piendo el escalamiento de las cubiertas. situado en la ciudad de Clermont Ferrand. para dejar vistos la piedra y el ladrillo de la construcción. con incrustaciones de piedras de colores. se trataba simplemente de eliminar la huella de Viollet. La única iglesia de este grupo seleccionado que carece de girola es la catedral de Le Puy. También se quitaron los enlucidos de interior. Esta restauración de lo restaurado provocó una fuerte polémica. típicamente auverniense. carentes de la más mínima decoración. en alzado y en sistema decorativo polícromo. con campanario de cubierta piramidal.

El templo fue muy dañado durante las guerras de religión. arko- se. Los protestantes hugonotes. aunque sin cuerpo de luces. Desde entonces fue restaurada varias veces. grises o rojas. especialmente en el ábside. La portada lateral. que- dando ésta tan deteriorada. al que la leyenda atri- buye la fundación del monasterio de Issoire. Hasta el siglo XIX no se reconstruyó esta torre por el arquitecto G. que forma parte del grupo de los principales templos románicos de Auvernia. pero la iglesia actual. En 1476 un terremoto provocó el hundimiento del campanario de la fachada occidental. recuperando los restos del santo fundador.(287) El templo fue muy reformado con revocos. Mallay en 1823. reproduciendo el mismo modelo de los vecinos templos de Port y Orcival y compitiendo con ellos incluso en la austera. Bajo la iglesia hay una cripta. encintados de cemento y cu- biertas planas con losas de piedra negra. con una rica decoración polícroma de piedras con formas geométricas. en el siglo XVI. Se limpiaron interiormente las juntas y la sillería de cales y pinturas y se volvió a colocar teja en las cubiertas. Saint Austremoine de Issoire. en Le Puy de Dôme. que fue reformada con un acabado tosco y simple. ya sean granitos o rocas volcánicas. pero . Monjes del Poiteau ocuparon el monasterio en el siglo X. cuyo origen se ignora realmente. aunque sus reliquias viajaron en la Alta Edad Media por Volvic y Mozac. típica de la región. El hecho de que las piedras de los sillares. ha sido restaurada con la policromía que tuvo desde el siglo XVIII. elemento poco común en la región. que repite la planta del deambu- latorio. lo cual contrasta con el exterior. Pero será en el siglo XIX cuando cambie su destino con la intervención de Anatole Dauvergne. Este santo es el evangelizador de la región en el siglo IV. data del siglo XII. Recientemente se inició un proceso de recuperación tal y como era antes de las restauraciones del siglo XIX. Es una realidad que estas iglesias estuvieron pintadas desde la Edad Media. Se construyó en la piedra blanda de la región.340 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA Sobre las naves laterales y sobre el nártex se abren tribunas. así lo atestiguan las imágenes antiguas de templos como San Nectario. con un interesante conjunto escultórico románico. e idéntica a los otros templos del grupo. procedentes de cercanas canteras. donde aparece su culto. Los elementos ornamentales interiores del edificio son muy simples. en 1575 destrozan la abadía. Fue enterrado en Issoire. permitió hacer juegos de formas y colores en sus muros. adusta y seca fachada occidental. es otro de los templos gemelos polícromos de Auvernia. con un torpe aspecto neorrománico. mandados por Merle. que la pintó interiormente entre 1855 y 1860. El abad Gislebertus inició la construcción de una basílica abacial hacia el año 940. tengan tonalidades negras. muy dañado y mutilado durante la Revolución Francesa. tostadas. mutilando un pilar del templo sin que llegara a derrumbarse. en una intervención que terminaría en el año 2008. de decoración más elaborada.

ya sea por los motivos elegidos. en los primeros años del siglo XXI se ha acometido la restaura- ción sistemática de interiores y fachadas. otro de los templos de Auver- nia del tipo estudiado. recibiendo la calificación litúrgica de basílica. renovándose su oscuro interior con un encalado general sobre paredes. construidas en piedras volcánicas de distintas tonalidades. Una paleta de rojos. En 1832 la iglesia se declaró Monumento Histórico y. que en 1840 fue declarado Monumento Histórico. ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 341 no podemos confundir una expresión artística medieval y su función. como es norma. En cuanto a las pinturas que la cubrieron interiormente por completo. compañero de San Austremoine. Las razones de esta construcción hay que vincularlas a la posesión de importantes reliquias y al creciente peregrinaje a la Virgen Negra. Finalmente. se sitúa tradicionalmente entre 1146 y 1178. último elemento levantado. por lo llamativo de los colores o por la arbitrariedad ecléctica de los dibujos. aunque agobia por su estridencia. A pesar de sus dimensiones mo- destas. a continuación. Toda su riqueza ornamental. como Orcival e Issoire. En 1478 un terremoto causó algunos daños a la iglesia. se restauró la fachada reconstru- yendo el campanario que la preside. La cubierta del templo. que deberíamos llamar repintado. atemporal y exagerada. En la primera mitad del siglo XX se restauró. en cuyo exterior se repite el esquema volumétrico . eliminando los encalados y dejando la piedra vista en el interior. La construcción de la iglesia de San Nectario en Puy de Dôme. no así la cabecera. Se levantó sobre un antiguo santuario que ya exis- tía en el siglo VI. Sigue el mismo esquema basilical. una ruda y tosca fachada desprovista de toda ornamentación. aunque pocas transformaciones se produjeron en el edificio durante siglos. temas y técnicas. Se construyó con la oscura piedra volcánica de la región. originalmente de teja. período durante el cual se estableció un priorato benedictino dependiente de la abadía de la Chaise Dieu. Notre Dâme de Orcival es otra de las cinco principales basílicas de Auvernia. con crucero y gran torre linterna. El campanario sobre el crucero. fue sustituida tras un incendio por losas de arenisca oscura. El flujo peregrino a la Virgen de Orcival tuvo un importante auge en el siglo XVII. En el siglo XIX se reanudó la peregrinación al templo. mobiliaria y litúrgica desapareció durante la Revolución Francesa. Fue construido en honor a San Nectario. que adquiere coloraciones al cabo del tiempo por la acción de los líquenes. es una réplica fiel de los otros templos del modelo de peregrinación. consagrándose de nuevo en 1958. con una réplica moderna. pilares y bóvedas. es obra probable de finales de aquel siglo. ábside con girola y. los principales afectaron a la cubierta o flecha del campanario. el resultado es muy polémico. dañados y transformados durante siglos. ocres y oro le proporciona una atmósfera que quiere parecer oriental. La construcción actual como abadía se inició en el año 1166 por el conde de Auvernia. La evidente homogeneidad del edificio indica cómo la obra se construyó con celeridad durante el siglo XII.

342 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

y decorativo polícromo de los otros templos de la región, al parecer salidos todos de unas mis-
mas manos. La fachada occidental, bastante pobre, se adorna con una simple puerta y dos to-
rres campanarios modernas. Los grabados y dibujos antiguos permiten conocer este frente sin
torres; también conocemos los proyectos que se presentaron para construirlas en el siglo XIX,
a cual más desacertado, alguno incluso con aires militares de torres fortificadas. Al contrario,
la cabecera es magnífica, produciendo agradables efectos de policromía con la alternancia de
piedras claras y oscuras en la girola y muros laterales.

Las naves se separan no por pilares compuestos, sino por gruesas columnas con grandes capi-
teles vegetales. En el cruce con el transepto se alza la cúpula de la linterna bajo la torre cam-
panario, sustentada por cuatro pilares y pantallas de arcos diafragma. Muy dañada durante la
Revolución Francesa, requirió una profunda reparación estructural en 1875, restauración que
afectó especialmente al cimborrio o linterna, que se reconstruyó de nuevo, elevándolo un piso
más, y a la fachada occidental, que se remató entonces con las torres neorrománicas. El tra-
tamiento mural interior, que se encontraba pintado desde siglos atrás con todo tipo de formas
decorativas a base de fuertes y chillones colores, fue eliminado. Mientras en otros templos se
usaba con insistencia el argumento de las pinturas antiguas para decorar los interiores moder-
nos, en San Nectario, que sí conservaba pinturas antiguas, se eliminaron éstas para dejar la
piedra vista.

En el siglo XX se continuaron las intervenciones, como las recientes de 1995 de restauración
de la fachada occidental, la de 1999 en que se restauró el macizo del crucero y su torre, la
cabecera y los tejados, acabándose las obras en el año 2005, aunque el plan previsto es más
ambicioso y aún se encuentra inacabado.

Notre Dâme de Le Puy en Velay es un templo catedralicio iniciado en el siglo XI, cuya fachada
occidental se data ya en el siglo XIII. Es precisamente esta fachada, singular y vistosa, lo que
diferencia a este templo del resto de iglesias de la región. Los rasgos de orientalismo de esta
singular iglesia de Auvernia han sido reconocidos por F. Chueca, para quien su aspecto se sale
de los moldes del románico francés, asegurando que la influencia hispana es evidente, sobre
todo en el tratamiento compositivo y cromático de la portada occidental. El sistema de alternar
piedras de color en las dovelas de los arcos es una tradición califal, que aquí encontramos,
con sillares de granito gris y rojo, que con los paños de arquerías ciegas le dan un aspecto
más mediterráneo, vistoso y oriental, en definitiva. Chueca considera que todo son influencias
debidas a los efectos recíprocos de la peregrinación a Santiago. La cabecera carecía de girola,
contando con tres ábsides, de los que el lateral sur fue sustituido en 1485 por la sacristía.

ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 343

Ya en 1737 el Director de Obras Públicas de Languedoc dio la alarma sobre el alarmante esta-
do de la fachada occidental, llegando a amenazar ruina a principios del siglo XIX. Desde 1844
a 1870 no sólo fue objeto de una restauración, sino de una reconstrucción casi completa, que
sólo dejó sin tocar la parte central de la bóveda de la nave mayor. Esta intervención, dirigida
por Gilbert Mallay y continuada luego por Etienne Mimey, estuvo precedida de un desmontaje
metódico con numeración de los sillares de garantizada fidelidad, excepto en lo que se refiere
a la cabecera, con el ábside y sus pinturas, así como la cúpula central del cimborrio, que se
cambiaron por otros diseños nuevos sin necesidad o justificación alguna. La importante facha-
da occidental, por ejemplo, se desmontó por completo para rehacerla sustituyendo los sillares
deteriorados. El proyecto de restauración, sin embargo, tuvo una acogida desfavorable en los
medios culturales de la región, pese a contar con la supervisión de Viollet le Duc. Mallay era
arquitecto diocesano de Clermont Ferrand y reputado especialista en arquitectura medieval de
Auvernia, sobre la que había escrito una obra interesante, levantando un inventario gráfico de
los monumentos de la región.(288)

Sus restauraciones, siguiendo los postulados de Viollet le Duc, son respetuosas con el monu-
mento, que previamente estudiaba en profundidad, pero sus innovaciones o aportaciones de
diseño personal no son merecedoras del mismo crédito, con unas soluciones de dudoso gusto
ecléctico, como ocurrió con el nuevo cimborrio que le añadió a la catedral de Le Puy. Entre
1885 y 1890 el arquitecto Petitgrand reconstruyó completamente el gran campanario, elevado
tras la fachada occidental, rehaciendo de forma exacta su estructura original, aunque sustitu-
yendo esculturas y capiteles por copias, y depositando los originales en el museo. El claustro
románico fue restaurado en profundidad entre 1850 y 1857. En aquellos años se hicieron las
pinturas neorrománicas del ábside por Anatole Dauvergne, pese a la firme oposición de Meri-
mée. Las más recientes restauraciones se han realizado en los años 1994-1999 y 2000-2005.

El aspecto bizantino del románico aquitano

La existencia en Francia de una arquitectura románica regional, en la que los tramos de las
naves se cubren con cúpulas sobre pechinas, además de inédito y sorprendente, ha sido motivo
de la creencia generalizada de una relación directa con el arte bizantino de su tiempo. Aunque
el único edificio bizantino más cercano que los canteros franceses del siglo XII pudieron tener
como referencia era la catedral de San Marcos de Venecia, o posibles conocimientos adquiri-
dos durante las primeras cruzadas a su paso por Chipre, Constantinopla o Jerusalén, no se con-
cibe otra relación de causa y efecto, como para crear toda una corriente nueva del románico en
Francia. La iglesia del Santo Sepulcro de Jerusalén está en el origen de la difusión cuculiforme
francesa. No sólo las naves con cúpulas son típicas en esta zona del occidente galo, sino que

344 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

también se construían naves abovedadas de similar altura, alternativa que encontramos en las
regiones de Poitou y Perigord. Para mayor diferencia respecto del resto de Francia, se elevaban
fachadas retablo y torrecitas con cubiertas cónicas forradas con escamas de piedra, todo un
catálogo diferente que siempre atrajo el interés y las dudas de los historiadores del arte. Para
Chueca, el trasiego de ideas e imágenes que trajo la peregrinación a Jerusalén es la clave.(289)
Difícilmente se entenderían estas relaciones Oriente-Occidente, si los grandes templos de la
región se hubieran mantenido tal y como se encontraban en el siglo XIX, sin muestras aparen-
tes de exotismo, ya que la imagen bizantina que hoy define a esta arquitectura es el fruto de la
fantasía y los excesos de un arquitecto restaurador, Paul Abadie.

Este destacado arquitecto francés, maestro del eclecticismo historicista, restauró una gran can-
tidad de templos, especialmente en las regiones de la antigua Aquitania. Después de la guerra
franco-prusiana, a partir de 1870, sustituyó a Viollet le Duc como arquitecto diocesano de
París, cargo desde el que le fue fácil acceder a la construcción de un gran templo expiatorio en
París, el Sacre Coeur, como ofrecimiento de la burguesía católica. Esta iglesia neobizantina,
oriental y exótica, levantada entre 1875 y 1914, aprovechó directamente los conocimientos for-
males y planimétricos de sus restauraciones aquitanas, especialmente San Front de Perigord.

Entre las restauraciones más discutidas llevadas a cabo por Abadie, se encuentra la iglesia de
la Santa Cruz de Burdeos, templo levantado sobre el solar de una abadía fundada en el siglo
VII y destruida por los normandos en 845 y en 864. Los benedictinos la reconstruyeron entre
los siglos XII y XIII, aunque de aquel templo sólo subsisten las paredes de las naves y otros
vestigios. Paul Abadie reconstruyó casi por completo la fachada de la iglesia en 1860, tallando
la estatuaria y añadiendo un nuevo campanario casi simétrico al original, a la izquierda de
la fachada.(290) Para este campanario incluso proyectó una torre como la de San Pedro de
Angulema, que no se realizó. Abadie hizo frente a los ataques de la crítica conservadora a sus
intervenciones, alegando la libertad creativa del arquitecto restaurador, al que asignaba un
papel no simplemente de reparador de daños, indicando de forma agresiva que la arqueología,
como ciencia estéril, no hacía ni producía nada.

A.- LA CATEDRAL DE CAHORS ENSEÑA SUS CÚPULAS

No hay constancia cierta del aspecto que tuvo en la Edad Media la catedral de Cahors, con su
gran mole en el nártex y fachada, la corta y única nave cubierta con dos cúpulas y el ábside
gótico. Suele relacionarse este templo, sin demasiada convicción, con la basílica bizantina de
Santa Irene, aunque ésta tiene tres naves.(291) Viollet le Duc tanteó, en un conocido dibujo
en perspectiva, cómo pudo haber sido el templo en el siglo XII, con las cúpulas vistas al

ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 345

exterior, aunque el resultado recuerda más a los toscos templos chipriotas de la época que a
cualquier modelo catedralicio románico. No sería descabellado suponer que las cúpulas estu-
vieron siempre ocultas bajo una gran cubierta, como ocurrió con San Pedro de Angulema o
en la iglesia abacial de Frontevrolt. La estructura de la cabecera gótica justifica que el templo
entonces estaba cubierto por encima de las cúpulas. Hoy, la construcción que forma la enorme
fachada, la nave con sus dos cúpulas restauradas y el gran cuerpo absidial gótico forman una
extraña amalgama estilística, sin que el perfil exterior de ninguno de los tres cuerpos diferen-
tes pertenezca al románico original del templo, pero la obsesión bizantinista de Paul Abadie
nos proporcionó el actual aspecto con su restauración.

La construcción se inició en 1122, siendo consagrada por el Papa Calixto II el 27 de julio de
1119. La portada no sería construida hasta el año 1150, aunque hoy no se conserva, por haberse
desmontado para sustituirla por la actual fachada gótica en el año 1316. La cabecera románica
también se deshizo, para construir el coro y el ábside gótico entre 1308 y 1316, atribuyéndose
al maestro Pierre Deschamps. Durante esta intensa campaña de transformaciones se procedió a
pintar el interior del templo con motivos murales. Durante los siglos XV y XVI se levantaron
las diversas capillas que rodean la nave y el coro. La situación social cambió bruscamente en
el país durante las guerras de religión del siglo XVI, cuando los protestantes del futuro Enrique
IV, antes rey de Navarra, saquearon el templo. Esta acción sería compensada con una cantidad
de 3000 libras para restaurar los daños producidos en la catedral, cuando Enrique subió al trono
de Francia. La restauración del templo se acometió entre los años 1601 y 1627.

La Revolución Francesa alteró la vida episcopal de Cahors, convirtiendo la catedral en una
sala de reuniones en el año 1793. Durante el siglo XIX se procedió a una restauración comple-
ta de la imagen del edificio, liberando las cúpulas de la cubierta que las cubría y construyén-
doles un trasdosado. En 1872 se descubrieron, bajo capas de pintura, frescos medievales en la
primera de las cúpulas y, entre 1876 y 1879, el arquitecto Paul Abadie dirige los trabajos, que
fueron realizados materialmente por el arquitecto Tourette. Finalmente, se realizaron nuevas
pinturas al fresco, en una primera campaña durante el año 1891, y posteriormente entre el
1908 y 1913.

B.- CAMBIOS DE ASPECTO EN LA CATEDRAL DE ANGULEMA

No debe extrañar el interés de Paul Abadie y los eruditos de su tiempo en cambiar el aspecto
de los templos cuculiformes de Perigord, a mediados del siglo XIX. En nada se correspondía la
diáfana apariencia de los espacios interiores con la anárquica ordenación de cuerpos, volúmenes
y cubiertas que ofrecían al exterior. El caso de la catedral de San Pedro en Angulema es el

346 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

más evidente, ya que la transformación bizantina a que fue sometido y que debemos a Abadie
fue tan radical como discutible.(292) Ya existía en Angulema un templo basilical anterior en el
siglo VI, cuya cripta fue descubierta en las restauraciones del siglo XIX. En los últimos años
del siglo X un incendio destruyó esta iglesia, cuya reconstrucción se terminó en el año 1015.

La tercera catedral, la actual, se inició hacia 1108 siguiendo el modelo cuculiforme de San
Etienne de Perigord. Para el programa escultórico se contrataron artistas románicos de San
Sernín de Toulouse, que tallaron las zonas inferiores de la fachada occidental. En 1125 se cie-
rran las cúpulas y se construye el cimborrio sobre el crucero, todo ello utilizando sustentacio-
nes de pechinas, junto con la terminación de la fachada hasta el nivel horizontal de la primera
cornisa, aunque hasta el siglo XVI no se remató el primer alero con dos mínimas torrecitas
cilíndricas. A partir del siglo XV se le adosaron una serie de capillas en torno al ábside, que
desfiguraron y destruyeron las capillas de la obra románica. Como ocurrió en toda la región,
los protestantes de Coligny saquearon y destrozaron el templo en el siglo XVI, arruinando las
cúpulas y destruyendo la torre sur, que se elevaba sobre el brazo del crucero, sin que nunca
fuese reconstruida. Al estado de ruina le siguió una tardía restauración entre 1625 y 1634, en
la que se modificó el portal de la fachada occidental.

La descripción actual de la catedral tiene un interés relativo, ya que en gran medida es fruto de
la restauración del siglo XIX. El edificio posee una planta en cruz con nave única. El crucero
tiene una cúpula central y en sus brazos se construyeron originalmente dos campanarios; el
más pequeño, situado en el Sur, hoy no se conserva, mientras que el del Norte fue restaurado
en el siglo XIX.(293) Las tres cúpulas que cubren la nave tienen forma apuntada, careciendo
de columnas o pilares. La cabecera actual remata en un ábside, rodeado de cuatro absidiolos,
aunque son el fruto de la reforma de Abadie, que los construyó de nueva planta, sin que haya
constancia del aspecto que tendrían originalmente.

El interés por este templo se despertó en 1844, cuando el ingeniero Jean Hippolyte hizo un
primer estudio arqueológico que provocó la futura restauración. Paul Abadie, a partir de 1850,
se desprendió de todo lo que no fuera románico reponiendo en su lugar elementos y cuerpos
neorrománicos inspirados en otros templos de la región. Para la restauración de la fachada reta-
blo se basó en Santa María la Grande de Poitiers, añadiéndole dos pequeñas torres campanario
con cubiertas de escamas pétreas de perfil cónico. Interiormente se desencaló el templo, reha-
ciendo las juntas de los sillares. Se repararon los muros laterales, tirando capillas y añadidos,
y se reconstruyó el muro del ábside reconstruyendo los absidiolos desaparecidos. A la portada
de la fachada occidental, a los pies, se le talló un nuevo tímpano neorrománico. De la alta torre
campanario se restauraron los cuatro cuerpos altos, eliminando elementos escultóricos antiguos

ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 347

en mal estado de conservación. La cubierta se unificó, en lugar de trasdosar las cúpulas, como
hizo Abadie en la catedral de Cahors. Finalmente, para reforzar el perfil neobizantino, en 1875
se le colocó un casquete esférico trasdosando exteriormente la cúpula del cimborrio, sustitu-
yendo la cubierta de teja original. La simple apreciación de las imágenes conservadas muestra
la profunda transformación de la restauración de Paul Abadie, que si en corrección artística
mejora el aspecto de San Pedro, carece de autenticidad histórica.

C.- SAN FRONT DE PERIGORD COPIA A SAN MARCOS DE VENECIA

La iglesia románica de San Front en Perigord es el resultado de la unión de dos templos de
distinta época. A una primera basílica de tres naves, a la que se suprimió el ábside, se le encajó
en su lugar un enorme templo en cruz griega cubierto con cinco cúpulas. Cuando se hizo la
ampliación su aspecto debió coincidir con el de la iglesia de San Marcos de Venecia, todavía
sin revestir de mosaicos, y con las cúpulas sin sobrecubiertas encamonadas actuales. Ambos
templos se consideran una réplica de la iglesia de los Santos Apóstoles de Constantinopla,
construida por Justiniano en el 527, y luego desaparecida. Mucho se ha escrito sobre esta triple
vinculación arquitectónica, cuya construcción no deja de sorprender por la lejanía en el tiempo
y en el espacio. El enorme coste de aquella construcción solo es entendible como lugar de paso
en el camino de peregrinación a Santiago de Compostela y por la riqueza que ello generaba.

El primer santuario dedicado a San Front, evangelizador de la ciudad, se levantó en el siglo
VIII, convirtiéndose posteriormente en monasterio, cuyo claustro del siglo XII aún se conser-
va. La basílica prerrománica, parte de la cual se conserva a los pies del templo, quedó des-
truida por un incendio en 1120, procediéndose a la obra del nuevo santuario según el modelo,
ya conocido en su tiempo, de San Marcos, que entonces debería estar en un avanzado estado
de construcción. Originalmente, las cinco cúpulas sobre los brazos y el crucero de la planta
cruciforme fueron construidas en mampostería, con tan sólo de tres a cinco hileras de sillares
aparejados para reforzar la base, técnica ésta que fue eliminada por Paul Abadie, quien recons-
truyó completamente las cúpulas en sillería. Se entraba en la iglesia por el oeste, tras atravesar
el pórtico y las naves de la primera basílica. La gran torre campanario se levantó también
en el siglo XII, sobre los primeros tramos de la basílica inicial, que invadió con sus gruesos
basamentos. Está en discusión si fue San Front el primer templo de esta región francesa en
construir espacios cuculiformes en las naves, sistema que se extendería inmediatamente.

La iglesia fue saqueada por los hugonotes durante las guerras de la religión en 1575. En el año
1669 San Front se convirtió en la catedral de Perigord, título que hasta entonces tenía la vecina

348 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

iglesia de Saint Étienne. Pero será en el siglo XIX cuando empiecen las grandes transformacio-
nes en su estructura, hasta convertirla en una iglesia prácticamente nueva, pintoresca y fuerte-
mente orientalizada, con un exótico perfil bizantino que parece no haber tenido nunca. Por las
imágenes anteriores a la reforma, se puede apreciar que el templo había sufrido previamente
añadidos y ampliaciones, unificándose una gran cubierta a dos aguas en forma de cruz para cu-
brirlo en dos niveles escalonados, con un aspecto que los restauradores del XIX no dudaron en
considerar ajeno a la forma original de sus volúmenes. Viollet le Duc hizo una reconstrucción
hipotética del aspecto que debió tener en origen, un dibujo tan exótico y bizantino que excitó,
sin duda, la fantasía de Paul Abadie, en la búsqueda de una imagen perdida. (294)

La restauración o transformación de Abadie y sus seguidores entre los años 1852 y 1895
cambió la orientación de la iglesia, haciendo una nueva entrada monumental lateral, ya que el
acceso primitivo era pequeño y poco destacado, debiendo pasarse bajo la torre campanario.
El campanario también fue restaurado, aunque la mayor transformación se produjo en las cu-
biertas, que se desmontaron en su totalidad; las cúpulas originales de mampostería con forma
rebajada se rehicieron en sillería con forma apuntada, trasdosándolas con cubiertas de piedra
en forma de escamas, rematadas en pequeños templetes cónicos, también colocados como
remates en los machones de las esquinas de las cúpulas. Con ello la oriental imagen de Vio-
llet le Duc quedó superada con creces, en un bosque de cúpulas y torrecitas, completamente
eclécticas y pintorescas. Los muros exteriores se reconstruyeron siguiendo el mismo crite-
rio ecléctico de restitución histórica atemporal, como la capilla absidial gótica, reconstruida
completamente como neobizantina.(295) La reforma de San Front coincide en el tiempo con
la construcción de Sacre Coeur de París, y no sabría decir que templo debe más al otro en su
concepción. Interiormente se unificó el tratamiento mural eliminando todo aditamento litúr-
gico que estorbase a una visión unitaria de los espectaculares espacios diáfanos. Solamente se
le añadieron tres monumentales lámparas, colgadas de sendas cúpulas, que habían servido para
iluminar Notre Dâme de París el 29 de enero de 1853, en la ceremonia de boda de Napoleón III
con Eugenia de Montijo.

D.- LA ABADÍA DE FONTEVRAULT SALVADA COMO PRESIDIO

La abadía de Fontevrault se fundó en 1110, prolongándose las obras casi ininterrumpidamente
desde el siglo XII al siglo XVIII. Como Cluny, fue uno de los mayores centros monásticos de
Francia y de Occidente, con una extensión que alcanzó las 14 hectáreas, habitado por dos comu-
nidades, masculina y femenina, y siendo dirigido por mujeres de origen noble desde 1115 a 1792.
Las partes más destacadas son el templo cubierto con cúpulas, típico de Perigueux y su asom-
brosa cocina redonda, con una gran una chimenea central cónica rodeada de chimeneas más

ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 349

pequeñas. La unión de Aquitania con los Plantagenet convirtió al monasterio en centro clave
de la política europea de la Edad Media, enterrándose en ella varios reyes ingleses. Luego
fueron los Borbones y sus mujeres los que dirigieron los destinos de Fontevrault. Al estallar la
Revolución Francesa, era la abadía más rica e influyente del reino, debiendo ser abandonada
por la comunidad cuando el 2 de noviembre de 1789 los bienes del clero se declararon propie-
dad del Estado. Las religiosas fueron evacuadas en 1792. Julie-Gillette de Pardaillan, la última
abadesa, abandonó la abadía la última, el 25 de septiembre de 1792.

No pasó mucho tiempo para que sufriera una reforma intensa, ya que Napoleón la convirtió
en 1804 en centro penitenciario, como también hizo con Clairveaux y Mont Sant Michel,
destino que se mantuvo hasta el año 1963. Para su adaptación carcelaria los trabajos le fueron
encomendados al ingeniero Normando, que intervino entre 1806 y 1814 con toda una serie
de transformaciones en los edificios conventuales que, paradójicamente, más que perjudicar,
salvaron a Fontevrault de la ruina. En esta nueva fase de la historia de la abadía, se acondi-
cionó para recibir 700 presos, llegando hasta 1600 en 1942 (entre ellos 350 mujeres y 100
niños). Fontevrault estuvo considerado como el centro penitenciario más duro de Francia. Se
contaban por término medio dos muertes por semana. En el antiguo monasterio se instalaron
talleres para abastecimiento del Ejército. La mayoría de los presos se evacuó con el cierre
de la prisión, excepto cuarenta, empleados en el mantenimiento de los espacios verdes y en
la demolición de las instalaciones penitenciarias hasta 1985. El cuerpo de naves de la iglesia
había sido dividido en cuatro pisos para dormitorios; el refectorio se utilizó como celda de los
condenados, utilizándose el coro y el transepto, cerrados con paredes, como capilla, mientras
que cinco de las seis cúpulas fueron destruidas.

A partir de 1840, Prospero Merimée, como Inspector General de los Monumentos Históricos
de Francia, incluyó la antigua abadía en la primera lista nacional de los Monumentos Históri-
cos declarados. Esta actuación permitió la liberación gradual de su destino penal y la conser-
vación paulatina de distintas partes de la abadía: el claustro en 1860, el refectorio en 1882,
el resto de la abadía a principios del siglo XX, junto con la iglesia, restaurada en 1906 por
el arquitecto Lucien Magne, que eliminó los forjados, los cierres y las divisiones del templo
rehaciendo las cúpulas.(296) La restauración de la cocina afectó a la cubierta, sobre la que Vio-
llet le Duc había dibujado una hipótesis, modificada al restaurarla con la solución dada a las
cubiertas menores. En 1975 se convirtió en Centro Cultural de Occidente para la promoción
de las artes, la arquitectura y la música coral. La iglesia abacial de Fontevrault puede dar una
idea de cómo debieron ser otros templos aquitanos contemporáneos, de no haber sido trans-
formados en bizantinos por Paul Abadie.

350 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

E. - NOTRE DÂME DE POITIERS Y SU FACHADA MODELO

La iglesia de Notre Dâme de Poitiers pertenece al conjunto de templos basilicales construidos
al sur del Loira, que carecen de tribunas, caracterizados por la similar altura de sus naves, que
da lugar a lo que se denominará templo con planta de salón, con galería de arcos adosados
en el exterior e interior de sus muros y una torre campanario situada sobre el crucero. La
fachada principal, enmarcada por dos torrecitas con cubiertas cónicas de piedra, es el mejor
modelo de las fachadas-retablo románicas francesas, singularidad de esta región del Poiteau
francés. Se le han buscado parentescos con influencias del arte oriental, con los relicarios o
con la ornamentación en marfil, para justificar el llamado horror vacui de su rica y absoluta
ornamentación mural.

En el siglo VIII se levantó una iglesia prerrománica, mencionada por primera vez en el cartu-
lario de Redón de 924. Ya en el siglo XI se inicia la obra del templo actual, siendo citada con
su nombre actual en 1090 como colegiata. Hacia 1130 se estaban construyendo sus bóvedas
y la fachada retablo, aunque hasta el siglo XIII no hay mención del claustro. Durante el siglo
XV se le añadieron varias capillas funerarias góticas; en 1421 se construyó la capilla funeraria
de Lean de Torsay en el noreste del coro, en 1451 la de Mauricio Claveurier en el lateral sur
y en 1475 de la Yvan du Fou adosada al sur del coro. Un siglo después siguen añadiéndose
capillas en su costado norte, hasta rodearla prácticamente.(297) La guerra de religión entre ca-
tólicos y hugonotes desatada en Francia en aquella centuria, especialmente cruel en la región,
limítrofe con el protestante reino de Navarra, afectó a Notre Dâme de Poitiers, saqueada por
11 compañías de infantería de Gascuña en 1562, que decapitaron las estatuas. Pero a diferen-
cia de otros templos románicos de Poiteau y Perigord, su estructura aguantó durante siglos sin
transformaciones o reformas importantes, manteniendo los elementos románicos en mejor o
peor estado.

De nuevo los efectos de la Revolución Francesa también se sentirán en este templo, que fue
suprimido como iglesia y rebautizado como El templo de La Republica, aunque no tardó en
destinarse a depósito de madera en 1794, siendo vendido como propiedad estatal en 1796. El
arquitecto Joly-Leterne emprende su restauración en el siglo XIX, pintando con temas decora-
tivos las columnas, bóvedas y paredes interiores en 1852, aspecto cromático que no ha perdido
desde entonces. A finales del siglo XIX se inician las tareas de restitución de los muros exte-
riores, repletos de construcciones adosadas, restaurando el porche románico lateral en 1890. El
arquitecto Lucien Magne, restaurador también de la abadía de Fontevrault, restauró entre 1910
y 1914 la torre campanario. Las obras continuaron con la apertura y reparación de los vanos
ciegos en las fachada en 1934, y con la restauración de las pinturas de la cripta en 1945.(298)

ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 351

Las desgracias de Saint Denís

La abadía de Saint Denís debe su nombre, según unos, a Dionisio el Areopagita, y según otros
a Denís, el primer obispo de París, martirizado durante las persecuciones del siglo III. Las pri-
meras construcciones religiosas se elevaron en el solar de una villa denominada Catulliacum,
propiedad de una dama romana que consiguió los cuerpos decapitados de Denís y sus diáco-
nos Rústico y Eleuterio, sacrificados en el 273 en Montmartre, para enterrarlos en su jardín,
elevando un oratorio sobre la tumba. A finales del siglo V, Santa Genoveva, también siguiendo
la tradición, construyó una primera basílica sobre este lugar, con una comunidad religiosa en
torno a la cual se aglutinó un burgo cercano a París.

El rey Dagoberto fue el verdadero creador de Saint Denís, dotando ricamente a la abadía en 630
y construyendo un nuevo templo merovingio, con la intención de enterrar allí a los monarcas de
su dinastía. El mismo Carlomagno intervino en las obras aumentando la cabecera del templo
con tres naves y asistiendo a su consagración en el año 775. Los vikingos asolaron y devastaron
la zona en los años 857 y 865, debiendo el rey Carlos el Calvo reconstruir la abadía en 869,
dada la enorme popularidad que despertaba el culto al santo, haciendo a sus habitantes siervos
o vasallos de la misma, a la vez que del rey. Aquella iglesia carolingia tenía forma basilical,
con tres naves y un transepto. La prosperidad de la abadía fue considerable desde entonces y el
monasterio consiguió posesiones en toda Francia, Italia, Alsacia, Flandes e Inglaterra.

La abadía se convirtió en panteón real, en cuya cripta se hundían las raíces de la monarquía
francesa. Después de la consagración, los reyes de Francia colocaban allí, cerca de la tumba de
sus antepasados, la corona y los emblemas de su poder.(299) En 1121 Suger fue elegido abad de
Saint Denís, que tenía en aquella época un templo de estilo carolingio, macizo y oscuro. En la
primera mitad del siglo XII, Suger, consejero de Luis VI, hizo derribar la ampliación prerromá-
nica del ábside para construir una girola en el nuevo estilo gótico. La reconstruyó íntegramente,
aprovechando todas las novedades simbólicas y técnicas de su tiempo, apoyándose en su con-
cepto de la teología de la luz, que emana del Ser supremo y es el vínculo que une a Dios con la
humanidad, debiendo el templo filtrar y extender la luz como don divino. Para ello, entre 1140 y
1143, le hizo una cabecera dispuesta en círculo con amplios ventanales abiertos en las capillas,
dirigida hacia el amanecer, como una ondulante pantalla continua de luz. Aquella cabecera
original del Gótico no se ha conservado, aunque se sigue manteniendo su disposición.

Como puede apreciarse hoy, el templo abacial sufrió tantas reconstrucciones que el análisis
arqueológico de los restos de las distintas construcciones es un autentico puzzle de superposi-
ciones. Incluso la obra de Suger siguió transformándose y evolucionando hasta el siglo XIV.

352 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

Se comprobó en las excavaciones del siglo XIX que la iglesia merovingia primitiva tenía un
crucero muy ancho, al que los carolingios añadieron un profundo santuario en el ábside, am-
pliado con numerosas capillas en las naves durante la reforma de Suger, que también sustituyó
la cabecera como hemos indicado. En la Navidad de 1219 un rayo cayó sobre el campanario
y la nave se vio sacudida por un fuerte temporal amenazando ruina. San Luis, rey de Francia,
propició la sustitución de las naves prerrománicas, ya que todo el sistema estructural se apo-
yaba en la estrecha cimentación de Dagoberto, por lo que en el siglo XIII se derribó casi por
completo, reconstruyéndose en estilo gótico un templo más amplio y ancho; incluso la cabe-
cera de Suger también sería restaurada. Se reformó de nuevo la fachada, se restauró el ábside
y se cambiaron los muros por otros góticos sin triforio y con amplios ventanales. A la obra le
siguió la construcción de nuevas capillas en las naves laterales durante el siglo XIV.

El gran valor de Saint Denís fue la ocupación del templo con los panteones reales, en los que
descansaban gran parte de los monarcas de Francia. No debe extrañar que durante la Revolu-
ción Francesa fuese saqueada la abadía y profanadas las tumbas, destrozando las esculturas
de los panteones. Para celebrar la toma de las Tullerías, tras la sesión del 31 de julio de 1793,
Barere, miembro de la Convención, arengó la destrucción de las tumbas de Saint Denís. Tras
los actos vandálicos de aquella llamada, los restos profanados de los reyes fueron arrojados a
una fosa común en el cementerio de la abadía. Testigo de excepción de aquellos acontecimien-
tos fue Alexandre Lenoir, al que el mismo gobierno revolucionario había nombrado director
de los museos y monumentos de Francia. En el relato Las tumbas de Saint Denís, escribe
Alejandro Dumas la dramática experiencia de Lenoir: “El pueblo se abalanzó, pues, sobre
Saint Denís. Entre el 6 y el 8 de agosto, destruyó cincuenta y una tumbas, la historia de doce
siglos… En la basílica todo ofrecía la imagen de la muerte… Los panteones estaban abiertos
y las piedras sepulcrales alzadas contra las paredes, estatuas rotas alfombraban el suelo de
la iglesia”(300)

Con Napoleón Bonaparte se iniciaron las primeras restauraciones en 1805. Reinstaurada la
monarquía con Luis XVIII, se reconstruyó la necrópolis real, donde fueron depositados los
restos de los Borbones. Una merecida restitución o desagravio convirtió a Saint Denís en
Monumento Nacional en 1840. Durante aquellos primeros años del siglo XIX, con el edificio
destrozado, sin vidrieras ni muebles, con las estatuas y los panteones destruidos, las obras
de restauración fueron dirigidas por los arquitectos Jacques Cellerier entre 1809 y 1813, y
François Debret de 1813 a 1846, pero ni su preparación ni sus conocimientos eran los de
restauradores, ya que como arquitectos neoclásicos desconocían por completo las estructuras
góticas y sus sistemas decorativos.

ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 353

Durante los más de treinta años que Debret trabajó en Saint Denís, desfiguró el interior y el
exterior del edificio. La enconada crítica a su obra sostenía que sería mejor ver el monumento
destruido que deshonrado como estaba siendo; mucha gente prefería la muerte a la vergüenza
de su intervención.(301) Debret fue acusado por los miembros de la revista Anales Arqueoló-
gicos, desde el primer número aparecido en 1846; acusaciones que se centraron especialmente
en la flecha de la torre occidental de la fachada. Caída por un rayo el 9 de junio de 1837, se
reconstruyó la flecha en piedra, aunque los efectos dañinos de semejante peso obligaron a
demolerla en 1846, debiendo derribarse también el cuerpo de la torre. Debret presentó su
dimisión como restaurador de la abadía siendo sustituido por Viollet le Duc en noviembre de
1847, aunque la falta de medios económicos retrasó el inicio real de las obras.

Entre 1847 y 1879, Eugène Viollet le Duc se hizo cargo de la restauración del templo salván-
dolo, sin duda alguna, de la ruina. Acabó la restauración rectificando gran parte de lo realizado
por Debret y reorganizó los restos reparados de las tumbas reales como todavía subsisten, hizo
el rosetón norte y repuso nuevos vitrales. Pero la propuesta más atrevida del arquitecto era
rehacer completamente la fachada occidental, siguiendo un completo proyecto neogótico, con
dos nuevas torres y sus correspondientes agujas, así como el remate del piñón del cuerpo cen-
tral, sustituyendo los huecos, portadas y elementos románicos del siglo XIII, aún existentes,
por otros neogóticos nuevos. El proyecto fue rechazado por la Comisión de Monumentos His-
tóricos, por ser demasiado audaz, al tratar de convertir Saint Denís en un nuevo Chartres.(302)
La fachada de la iglesia de San Denís, torpe e incompleta, es hoy el fiel reflejo de un edificio
que, al igual que su santo titular, sufrió un auténtico calvario.

La revolución contra Notre Nâme de París

Sobre la isla en el Sena, desde el siglo I existió un templo romano sustituido por sucesivas
iglesias hasta la destrucción de la última en el siglo XII. Maurice de Sully, obispo de París,
decidió en 1160 la construcción de un grandioso templo aprovechando los inventos estruc-
turales de Saint Denis, Sens y Noyon, aunque la catedral de Notre Dâme de París inició un
camino distinto al de otras catedrales protogóticas francesas del siglo XII, con una planta que
no deriva del Románico de transición, en la que se distribuyen hasta cinco naves escalonadas
en altura, con bóvedas sexpartitas, apoyadas en las gruesas columnas del primer gótico, con
una sucesión de capillas abiertas en los muros, entre los contrafuertes exteriores, sobre los que
descansan los arbotantes, cuya complejidad y abundancia son testigos de un proceso experi-
mental que incluso sufrió cambios en el siglo XIX, cuando Viollet le Duc restauró las galerías
altas del templo. La construcción comenzó en 1160 y fue terminada en 1345.

354 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA

El altar mayor en la cabecera circular se consagró el 19 de mayo de 1182. Las fachadas con
sus rosetones son del siglo XIII, mientras que las capillas perimetrales se instalaron en el siglo
XIV. Aunque no conocemos al arquitecto iniciador del templo, sí se sabe quiénes le sucedie-
ron: Juan de Cheles, Pedro de Montreuil, Pedro de Cheles, Jean de Ravy, Jean de Bouteiller
y Raymond de Temple. La planta es simple y armónica, con un crucero situado en el centro
del eje que no destaca de la alineación lateral. Esta posición centrada permitía colocar el coro
junto al ábside, solución francesa distinta de la posición española, en la que el coro se colocaba
detrás del crucero. Los tres grandes rosetones conservan parte de sus vitrales originales.

Entre la Edad Media, en que se concluye la catedral, y el siglo XVIII, en que el fuego revolu-
cionario se dirige a ella para destruirla, los acontecimientos más destacados se dieron en los
años finales del siglo XVII, en que Notre Dâme va a transformarse interiormente en un templo
barroco. Al nacer Luis XIV, su padre había prometido la construcción de un gran altar en la
catedral, obras que se confiaron en 1699 a Robert de Saya, que destruyó parte del coro y trans-
formó con nuevos elementos el presbiterio y el ábside, blanqueando todo el interior. En 1741
continuaban los trabajos para hacer más luminoso el espacio medieval, siendo el arquitecto
Levieil quien desmontó las vidrieras originales del coro, sustituyéndolas por vidrios blancos.
También cambiaron el mobiliario litúrgico por otro nuevo de diseño barroco. Finalmente, en
1771, Soufflot deshizo el cierre del atrio ante el pórtico occidental, que obstruía el paso de las
procesiones, nivelando a mayor altura el suelo de la plaza, que un siglo después será restituido
en la restauración de Viollet le Duc.

La Revolución Francesa irrumpe en Notre Dâme en 1792, con una ola de vandalismo que se cen-
tra en la destrucción de las esculturas, consideradas como arte contra-republicano. Tras destruir
toda la estatuaria interior del templo, se cebaron con la fachada occidental, decapitando y derri-
bando las figuras de la galería de los reyes de Judá, confundidos con los de Francia. Los restos
caídos de estas figuras fueron retirados y enterrados en los sótanos del Banco de Francia, donde
se encontraron en 1977, trasladándose las imágenes al museo parisino de Cluny. Fruto de este
saqueo destructivo se derribó la aguja medieval del crucero, dejando sólo el arranque de piedra,
aprovechado después por Viollet le Duc como asiento de la nueva, cuando la reconstruyó. La
catedral fue despojada de su destino religioso en noviembre de 1793, cuando la Convención,
tras abolir el culto católico, instauró una nueva religión con la Razón como diosa suprema.(303)
Notre Dâme, que también se convertirá en depósito del Estado, fue rebautizada como el templo
de la Razón, personificación sagrada de los valores de la nueva sociedad republicana.

Las necesidades políticas de entendimiento con el papado obligaron a Napoleón a restablecer
el culto católico en el templo en 1802, entre otras razones para poder coronarse emperador ante

ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 355

la máxima autoridad de la Iglesia, en Notre Dâme el 2 de diciembre de 1804. Pero el daño ya
estaba hecho y la catedral precisaba una urgente restauración general. En el año 1819 se había
previsto intervenir en la catedral para reparar los destrozos, aunque el arquitecto Godde no
supo donde emplear los escasos recursos asignados por el municipio, acometiendo actuaciones
discutibles. La segunda revolución, en 1830, volvió a dejarse sentir en el templo, cuando la
muchedumbre derribó el anejo palacio episcopal. Viollet le Duc reconstruiría años después, en
su solar, la monumental sacristía neogótica. Godde continuó con la serie de trabajos de mala
calidad cuyo alcance desconocemos, muy criticados por sus mediocres métodos de restaura-
ción. Pero fue la publicación de la novela Notre Dâme de Paris de Víctor Hugo, en 1831, el
detonante de una decidida postura oficial para reparar en profundidad el monumento dañado.

Descartado Godde para la obra, fruto de un concurso previo al que se presentaron Lassus y
Viollet le Duc, la restauración de la catedral de París fue encargada a estos arquitectos, aunque
se negaron a cumplir el plazo impuesto para la presentación del proyecto en enero de 1843,
fijado finalmente para el año siguiente. En julio de 1845 se aprobó por ley el presupuesto de
las obras en 2.650.000 francos, que incluían también la construcción de la sacristía. Lassus era
el arquitecto que estaba restaurando la Saint Chapelle, mientras que Viollet, mucho más joven,
trabajaba entonces en la reparación de la Magdalena de Vezelay.

El 31 de enero de 1845 los arquitectos enviaron al Ministro de Justicia y Culto el proyecto
de restauración, en cuya memoria, criticando las actuaciones anteriores, dicen: “¡una restau-
ración puede ser más desastrosa para un monumento que las devastaciones de los siglos y
las furias populares! ya que el tiempo y las revoluciones destruyen, pero no añaden nada. Al
contrario, una restauración puede, añadiendo nuevas formas, hacer desaparecer una gran
cantidad de vestigios de valor. En ese caso, no se sabe que es peor, que la ignorancia deje
caer en tierra lo que amenaza ruina, o la actuación ignorante que añade, resta, completa, y
termina por transformar un monumento antiguo en un nuevo monumento, desnudado de todo
interés histórico… por ello distamos mucho de querer decir que es necesario hacer desapa-
recer todas las adiciones posteriores a la construcción primitiva y devolver el monumento a
su primera forma; pensamos, al contrario, que cada parte añadida, sea de cualquier época,
debe, en principio, conservarse, consolidarse y restaurarse en el estilo que le es propio, y eso
con una religiosa discreción, con una abnegación completa de toda opinión persona”. (304)
Algunos no creerán que Viollet le Duc pudo escribir esto en 1845, ya que su trayectoria pro-
fesional parece atestiguar lo contrario.

En esta interesante memoria, los arquitectos reniegan de los nuevos materiales como el hierro o
el cemento, que Godde había empleado, por sus efectos nocivos sobre las estructuras antiguas:

y que el bajorrelieve del tímpano de la puerta de Sta. la fundición no puede reproducir el aspecto de la piedra… Otro método de restauración. sobre la fachada de Notre-Dâme. Aunque también se ha querido atribuir la paternidad de estos ecuánimes criterios de restauración al veterano arquitecto Lassus. así como las estatuas que decoraban la plaza de esta puerta antes de 1793” Estos textos entresacados de la interesantísima memoria de la restauración de Notre Dâme. es imposible conservar la forma. presenta un resultado aún más deplorable. intentado desde hace unos años.356 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA “Lo que decimos para la conservación del sistema de construcción. reponiendo las destruidas estatuas de la galería de los reyes: “Un hecho interesante nos da la fecha de la construcción de la bonita fachada occidental. Por fin el texto de Sauval. aplicador de remiendos con nuevos materiales o inventor de reconstrucciones eclécticas. durante el obispado de Maurice de Sully. estudiando la estructura del templo. única para la época por su documentación minuciosa y descripción metódica. Ana. Luego. al cambiar la materia. Viollet apuesta por reponer elementos labrados en su mismo material. ya que. con que se intentó vanamente soldarlos con ayuda de medios siempre destructi- vos. que la historiografía nos ha legado. con la ayuda de antiguos grabados. y por fin de todas las materias ajenas a la piedra. ya que el templo fue construido sobre cimentación de sillares de piedra de Conflans. y sobre todo en interés del arte. procede de esta vieja iglesia. y sobre todo del precioso dibujo de Garneray. así pues. queremos hablar de los cementos. presentado como destructor de añadidos históricos. También documentó la construcción original de la fachada occidental. comprobando Viollet le Duc que no era cierto. que obstruía la construcción de la parte meridional de la nueva basílica. Siguiendo minucio- samente las fases de la obra pudo comprender los problemas que la novedosa estructura había producido y las modificaciones que requirió la elevación de las naves. que ésta había sido cambiada tras la primera cam- paña constructiva del siglo XII. lo diremos también para la conservación rigurosa de los materiales empleados en las formas primitivas. confirmado por una excavación que realizamos en la época de las ceremonias fúnebres del Príncipe real. que él restauraría. cola- borador suyo en el proyecto. Leboeuf nos informa que es en 1218 cuando se cortó la vieja iglesia St-Étienne. nos permitió constatar el nivel del suelo antiguo de la plaza de Notre-Dâme” Siempre se creyó que Notre Dâme se había cimentado sobre pilotes. . Viollet descubrió tam- bién. nos muestran a un Viollet muy distinto al minusvalorado arquitecto. a dieciocho pies de profundidad sobre una arena firme. frente a las soluciones económicas usadas hasta entonces con moldes de cemento: “El antiguo dibujo y algunas descripciones sirvieron de guía para la restauración de la gran puerta de la fachada occidental. reconstruimos la flecha central. en primer lugar en interés histórico.” Por el contrario.

y Alemania en Constantinopla. aunque la mera realización del dibujo siempre hizo pensar lo contrario. atacó de nuevo la catedral. el coro se encontraba en un estado lastimoso. algo similar a lo que se había hecho en las catedrales de Chartres y Mans. ya que. ciudad conquistada a Francia por los prusianos en 1814. Los bombardeos de París entre 1914 y 1918 arrojaron proyectiles de hasta 300 kg desde escua- drillas de 300 aeroplanos que experimentaron el lanzamiento de granadas incendiarias (más de 5000). en el mes de octubre bombardearían con proyectiles incendiarios Notre Dâme. Tras la destrucción producida por los revolucionarios. y que la catedral de Santa María de Tréveris. y el factor decisivo de la guerra será la artillería Krupp. aunque el percance no tuvo mayores consecuencias. donde se producía el encuentro de las dos estructuras distintas de los siglos XII y XIII. En 1871. París no era una ciudad con monumentos dignos de ser eternos. No nos entregaremos tan inocentemente como en 1871. Pero sí pudo producirse una desgracia sin precedentes durante la I Guerra Mundial. que intervinieron para que se salvara París. la sublevación de la Comuna de París. una tercera re- volución civil. las tropas alemanas estaban decididas a destruir la ciudad si fuese preciso. decidiendo optar por la unidad de estilo. el Zar. según se publicaba en su prensa. a las que seguían nuevas oleadas con bombas convencionales. destruyendo la ciudad la aviación germana. se había propuesto por las autoridades. Otra intervención destacada fue la que afectaba a los vanos del coro. derri- bando la ciudad medieval en su plan de saneamiento general de París. el emperador Francisco José. pero actualmente no hay nadie que se enfrente a nuestros proyectos. ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 357 Tras el fallecimiento de Juan Bautista Lassus en 1857. Algunos proyectiles . Recordad que esta vez nosotros hacemos la guerra y que la haremos sin piedad. si París se resistía en agosto de 1914. completar las agujas de las torres incompletas de la fachada occidental. entre las condiciones de la obra. A. Viollet y Lassus dibujaron un alzado con estas agujas para demostrar lo improcedente de su construcción. liberó en 1867 el entorno de Notre Dâme. Estaban entonces la reina Victoria. cuyas obras de arquitectura y escultura completaría en 1864. en su avance hacia París.(305) Hausman.UU. Transportaremos a Berlín todos los tesoros de arte parisinos que pertenezcan al Estado. era diez veces superior a Notre Dâme. Viollet quedó como único restaurador de Notre Dâme. para ello se amontonaron las sillas. En su texto “La destruction des Monuments sur le front occidental”. quemándolas tras rociar- las con gasolina. recientemente restaurada e intentó incendiarla. a la que siempre se opusieron. Antes de iniciar la restauración. Marguillier recoge una conversación entre los embajadores de EE. en la que el segundo llegó a decir: “Los ejércitos alemanes avanzarán hacia París el fin de semana. por lo que Vio- llet lo restituyó parcialmente al estado anterior a la reforma barroca de 1699. cuando. de la misma forma que Napoleón se llevó a París todas las obras maestras italianas”. durante el reinado de Napoleón III.(306) Entraba en los planes del Estado Mayor alemán que.

permitieron la conservación del tem- plo sin demasiados daños. Diversas restauraciones sucesivas. causa de graves daños posteriores. inicián- dose después la colocación de sus vitrales. llega hasta la cima misma de las torres. seguido por Thomas de Cormont y su hijo Renaud de Cormont. Su planta. cuando también ardieron las capillas absidiales. perteneciente al periodo clásico del gótico francés. El resto del templo lo for- man tres naves con seis tramos sin tribunas. especialmente las es- culturas de las portadas de Notre Dâme.(307) La actuación de Viollet le Duc en Amiens La catedral románica de Amiens quedó destruida por el fuego en 1218. debiendo derribarse la estructura de sustentación con el trascoro y los altares en 1751. aunque la más dañada fue la iglesia de Saint Gervais. se barroquizó el interior del templo. cuyas agujas no se llegaron a construir. La nave alcanzó la ma- yor altura de las catedrales francesas. con una enorme cabecera de cinco naves. a excepción de la incompleta Beauvais. deambulatorio y crucero. sin que se viera afec- tado por daños importantes durante la Revolución. Durante el obispado de La Motte. comenzadas ya en el siglo XV. mientras el deambulatorio del ábside y las capillas radiales quedaron terminados hacia 1236. capillas financiadas en gran parte por los burgueses locales y sus organizaciones gremiales. que dan al exterior una apariencia estructural compleja y frágil. entre 1529 y 1533. a excepción del expolio de sus cubiertas metálicas. Para resolver los empujes de bóvedas y viento se colocaron contrafuertes dobles o superpuestos. Hasta el último tercio del siglo XX no se acometió la limpieza de las oscuras fachadas del templo. también altísima. Cuando en 1939 la guerra se cierne de nuevo sobre París.358 HISTORIA DE LA ARQUITECTURA RESTAURADA cayeron sobre la catedral. que acabó con la torre del crucero y su aguja. La fachada occidental. Las bóvedas son de crucería simple. Entre los acontecimientos que afectaron a la fábrica de la catedral citemos el incendio que se produjo en las cubiertas en 1528.(308) La obra fue iniciada por el obispo Evrard de Fouilly con el arquitecto Roberto de Luzarches. que la dirigía en 1288. cuyas bóve- das se hundieron. . Los trabajos comenzaron por el oeste en 1220. no dudarán las autoridades en cubrir con estructuras de sacos terreros los monumentos. alcanzando los 112 m de altura. dispuestas a la máxima altura jamás alcanzada hasta entonces. 42. La nueva flecha se construyó años después. debiendo ser entera- mente reconstruida.50 m. con nuevos trabajos de restauración desde 1988 bajo la dirección del arquitecto Bernard Fonquernie. La falta de la documentación referente a la construcción puede deberse a los incendios que destruyeron los archivos capitulares en 1218 y 1258. hasta que en 1742 un nuevo incendio destruyó la sillería gótica del coro. está entre las de Chartres y Reims.

una de las diócesis más ricas de Francia. Amiens no sufrió daños en las guerras mundiales. forrando materialmente las esculturas exteriores. la flecha del crucero. donde copia soluciones empleadas en la Saint Chapelle de París.(310) Alardes del gótico A . dimitiendo el arquitecto municipal Antoine. ARQUITECTURA MEDIEVAL FRANCESA 359 En el siglo XIX. aunque se tomaron medidas de protección para sus fachadas y elementos singulares durante ambas contiendas. aunque en lugar de igualarlas las remató con balaus- tradas similares. las cubiertas. En el interior. con otra mediocre solución ajena al arquitecto y calificada de pastiche. También son muy discutibles los remates añadidos en el exterior de la cabecera. Estas reformas y añadidos de Viollet fueron criticados por algunos. limpiando el edificio con técnica láser. que consideraron excesiva y recargada la decoración añadida a la portada. con sus dos torres cortas y diferentes. Se le añadió a la fachada occidental una galería de filigrana como unión de las torres en la coronación del rosetón. fruto del desgas- te y del paso del tiempo. encontrará una fuerte oposición de la Sociedad de Anticuarios de Picar- die. su obsesión por eliminar el mobiliario y los elementos decorativos barrocos. planteándose una dura polémica que frenó en parte el programa previsto de armonización gótica de todo el interior. La actuación más importante se centró en la fachada occiden- tal. sin embargo. INCENDIOS Y EXPOLIO DE LA CATEDRAL DE CHARTRES La catedral de Chartres. completó su portada occidental y el campanario norte en el año 1145. las balaustradas y todos los elementos estructurales y decorativos externos. de diseño uniforme para los edificios de viviendas. Estas actuaciones.(309) La portada principal amenazada por el desgaste. aportando nuevas experiencias de iluminación a la portada occiden- tal y consolidando las delicadas filigranas que festonean el edificio. Un incendio producido . especialmente la incompleta torre sur. en- tre ellos la gran reja. fruto del diseño flamígero. no se acometerían hasta 1903. reformando la galería de los reyes en el mismo frente. autor de proyectos más clasicistas. añadiendo altos piñones con huecos trilobulados. las vidrieras. las gárgolas. La actuación de Viollet se debería prolongar al espacio urbano cir- cundante con un proyecto para ampliar la plaza ante la fachada occidental. Las restauraciones continua