P. 1
HABILIDADES MOTRICES BÁSICAS EN EDUCACIÓN INICIAL Caso: Centro de Educación Inicial “Arauca” del Municipio San Fernando del Estado Apure

HABILIDADES MOTRICES BÁSICAS EN EDUCACIÓN INICIAL Caso: Centro de Educación Inicial “Arauca” del Municipio San Fernando del Estado Apure

|Views: 36.403|Likes:

More info:

Published by: Carmen R. Alvarez P. on May 21, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

12/03/2015

pdf

text

original

Dentro del desarrollo de los aspectos perceptivos podemos considerar dos

grandes apartados:

1. La percepción de uno mismo y de las propias posibilidades de movimiento.
2. La percepción del entorno.
Todos los movimientos que se realiza supondrán una interacción entre estos
dos aspectos perceptivos ya que, fundamentalmente, todo movimiento humano
implica, por una parte, modificar el entorno y, por otra parte, suele realizarse a partir
de estímulos que se producen en el mismo. A nivel operativo será muy difícil
distinguir en forma analítica el desarrollo de uno u otro aspecto, ya que en la práctica,
la imbricación de ambos es muy estrecha.

La información que al individuo le resulta útil para la realización del
movimiento le viene por los canales:
1. Visual.
2. Auditivo.
3. Táctil
4. Kinestésico.

Los tres canales, es decir, el visual, el auditivo, y el táctil, le permiten aportar
al individuo información que llega desde fuera, aunque como en el caso del canal
táctil, el estimulo se produce en muestra frontera corporal, pero la información que
nos da es de lo que ocurre o está en relación con cosas que se encuentran de la piel
para afuera. La información que nos viene por el canal kinestesico nos aporta datos

23

acerca de cómo están situadas las diferentes partes de nuestro cuerpo en relación unas
con otras. Por tanto el desarrollo perceptivo en lo que respecta a una mejor
compresión del entorno estará fundamentado, principalmente, en información de tipo
visual, auditivo y táctil las sensaciones de tipo visual y sonoras estarán mas
relacionadas con nuestro entorno lejano y las sensaciones táctiles con nuestro entorno
próximo. El desarrollo de la capacidad de codificación de los estímulos visuales,
auditivos y táctiles, es un proceso que debe verse facilitado mediante la enseñanza, ya
que de la formación de estos códigos va a depender que un conjunto de resanciones
que, en principio, carecen de significación útil para el individuo vayan cobrándola, así
llegará a poder operar de una manera eficiente mediante el movimiento, en función de
la información sensorial que legue del entorno.

Cuando el movimiento se realiza en un entorno que permanece fijo o estable,
la realización del movimiento es de menos complejidad a nivel perceptivo que
cuando éste tiene que desarrollarse en un entorno cambiante. Cuando la realización de
nuestro movimiento está mediatizada por estímulos externos, el problema de
complejidad perceptiva es mayor que cuando el movimiento se atiende sólo a nuestra
regulación. La movilización de objetos es otro de los aspectos que dan lugar a una
inmensa gama de situaciones muy diversas en su complejidad, que en lo referente a
esta etapa deben, según los criterios que plantea este trabajo, estar vinculados a tareas
motrices de carácter habitual, es decir, de tipo sencillo y necesarias para el niño. El
tipo de estimulación en cantidad y calidad es otro de los factores a tener presente en
este caso, las situaciones que se le plantean al niño deberán ser concretas evitando
conflicto o confusión de estímulos y procurando que estos tengan una suficiente
intensidad para que los capte sin problemas.

Según Goncalves (2004); La estimulación perceptivo motriz, se refiere a la
actividad sensorial que oportuna y acertadamente, enriquece al niño en el desarrollo
de su capacidad para dar respuestas motrices entendida la percepción, como la

24

interpretación de la información proveniente de estímulos interoceptivos,
propioceptivos y extraceptivos, que es captada por el cuerpo, mediante acción de un
órgano receptor especializado ubicado en los sentidos y procesada conscientemente
por el sistema nervioso. Cuando la percepción se traduce en movimiento, se hace
referencia con mayor propiedad, a una manifestación perceptivo motora, la cual
implica un trabajo coordinado de sentidos, nervios y músculos.

Todas las experiencia sentidas y vividas por el individuo, se registran como
imágenes a nivel de corteza cerebral y van conformando lo que se conoce como
memoria motriz. Así, se puede apreciar como el movimiento voluntario que
caracteriza al hombre, depende de una acción consciente que implica un proceso,
donde la capacidad perceptiva se va enriqueciendo progresivamente a partir de
experiencias anteriores, dando lugar a la realización de acciones motrices nuevas y/o
mas precisas, que al sumarse a los movimientos ya registrados, amplia el repertorio
motriz.

El beneficio que la estimulación perceptivo motriz reporta al individuo, se
refiere al favorecimiento del desarrollo de capacidades intelectuales como el análisis,
la síntesis y la abstracción. Asimismo al desarrollo de las capacidades físicas
coordinativas, en las que la coordinación Neuromuscular controla los niveles:
sensoriales, perceptivos tónicos y expresivos.

El desarrollo perceptivo motor, representa durante los primeros años de vida
del niño, el medio a través del cual descubre, explora y experimenta con sus
movimientos y mediante él, con su atención y memoria, se relaciona con el medio
que le rodea; es decir, va organizando poco a poco su mundo, tomando como punto
de partida su propio cuerpo. Posteriormente, el mencionado desarrollo, representa un
facilitador indispensable para que el alumno pueda lograr niveles de eficiencia
motriz, relacionados con sus capacidades coordinativas.

25

Como uno de los ejes de desarrollo de la Educación Física, la estimulación
perceptivo motriz, comprende una amplia gama de elementos, que se agrupan en tres
componentes, para facilitar su identificación y estimulo:

1.- Conocimiento y Dominio del Cuerpo: El conocimiento del cuerpo, no se
refiere únicamente a que el niño identifique las partes del mismo, sino que lo acepte.
Lo estime y lo utilice como medio para lograr su identidad integral y realizar sus
acciones con seguridad y confianza hacia si mismo y hacia los demás. Siendo las
principales acciones a identificar:

• Equilibrio.
• Postura.
• Respiración.
• Relación.

2.- Experiencia Motrices Básicas: Se refiere a los movimientos naturales del
hombre que le son necesarios para su manifestación y relación, tales como: gatear,
caminar, correr, saltar, lanzar.

La taxonomía de Anita para el dominio psicomotor se organiza según el grado
de coordinación incluyendo respuestas involuntarias así como capacidades
voluntarias. Los reflejos simples comienzan en el nivel mas bajo de la taxonomía,
mientras que la coordinación Neuromuscular compleja hace para arriba los niveles
más altos.

1. Movimientos reflejos. (Reflejos segmentarios, intersegmental, y
suprasegmental). Son acciones sacadas sin aprender en respuesta a algunos estímulos.
Los ejemplo incluyen: flexión, extensión, estiramiento, ajustes postural.

26

2. Movimientos Básico – fundamentales. (Movimientos locomotores,
movimientos del sistema locomotor, movimientos manipulantes). Se refiere a los
patrones inherentes del movimiento que son formados combinados de movimientos
reflejos y son la base para los movimientos expertos complejos. Los ejemplo son: el
caminar, funcionando, empujando, torciendo, agarrando, manipulativo.
La taxonomía de Harrow, A. (1978). Se ofrece como una manera de
considerar, explicar y categorizar los componentes del ámbito psicomotor.

Dicha autora destaca seis niveles del desarrollo psicomotor, pero para nuestro
estudia de investigación nos centramos en los II y III, ya que se relacionan con el
objetivo general:

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->