Está en la página 1de 1

EL COMENTARIO CRÍTICO

QUÉ HACER:

1. Leer el texto y saber exactamente cuál es el tema.


2. Olvidarse del texto (ya sé de qué habla).
3. Reflexionar acerca de nuestra postura personal.
4. Buscar argumentos que defiendan nuestra opinión (ejemplos, datos,…).
5. Buscar contraargumentos (objeciones) que rebatan otras posturas o tópicos.

QUÉ NO HACER:

1. Mencionar citas extraídas del texto.


2. Aludir al autor.
3. Ensañarse con los que defienden lo contrario.
4. Criticar el texto (su forma)
5. Provocar o defender posturas extremas
6. Utilizar el texto como pretexto para desarrollar un tema de filosofía o historia.

ESTRUCTURA Y CUESTIONES FORMALES

La estructura del comentario debe ser clara:

Introducción: Tema + opinión (3 líneas)


Desarrrollo: argumentos y contraargumentos (si existen)
Conclusión: a modo de cierre, síntesis de nuestra postura.

Cada una de las partes debe empezar por el conector o marcador textual adecuado al caso.

En cuanto a la forma, conviene seguir estas recomendaciones:

1. Utilizar un registro formal, evitando coloquialismos.


2. Evitar las impersonales informales en 2ª persona (*cuando lees esto, sientes que…).
3. Evitar frases hechas del tipo “un largo etcétera”.
4. Reproducir un esquema fijo pero sin contenido.
5. No hacer preguntas retóricas (pero, ¿qué pensaríamos si…?).
6. Repasar el comentario: la sintaxis, la cohesión y la coherencia.

Muy importante: ortografía, presentación, márgenes y limpieza.