P. 1
Resumen - Nagel, Ernest (1981)

Resumen - Nagel, Ernest (1981)

|Views: 3.648|Likes:
Publicado porReySalmon
Epistemología de las Ciencias Sociales
Epistemología de las Ciencias Sociales

More info:

Categories:Types, Research, History
Published by: ReySalmon on May 05, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

08/11/2013

pdf

text

original

Ernest Nagel (1981) LA ESTRUCTURA DE LA CIENCIA.

PROBLEMAS DE LA LÓGICA DE LA INVESTIGACIÓN CIENTÍFICA II Modelos de explicación científica
El objeto distintivo de la empresa científica es suministrar explicaciones sistemáticas y adecuadamente sustentadas. Comprender los requisitos y las estructuras de las explicaciones científicas, por lo tanto, equivale a comprender un rasgo muy general de la empresa científica. Es posible ofrecer tales explicaciones para sucesos individuales, para sucesos recurrentes o para regularidades invariables y regularidades estadísticas. Comprender los requisitos y las estructuras de las explicaciones científicas, por lo tanto, equivale a comprender un rasgo muy general de la empresa científica. I. EJEMPLOS DE EXPLICACIÓN CIENTÍFICA Las explicaciones son respuestas a la pregunta: “¿Por qué?” La pregunta “por qué” es ambigua y, en contextos diferentes, puede haber diferentes tipos de respuesta a ella. [Ver los ejemplos…sirven para ilustrar cada una de las cuatro explicaciones posteriores] II. CUATRO TIPOS DE EXPLICACIÓN Las respuestas limitadas a las clases de cuestiones que plantea la pregunta “¿por qué?” no son todas de la misma especie. En realidad, la lista sugiere claramente que las explicaciones ofrecidas en las diversas ciencias como respuesta a tales cuestiones puede diferir en la forma en que las suposiciones explicativas se relacionan con sus explicanda, de modo que las explicaciones obedecen a diferentes modelos lógicos. 1. El modelo deductivo. Un tipo de explicación que se encuentra por lo común en las ciencias naturales, aunque no exclusivamente en ellas, tiene la estructura formal de un razonamiento deductivo, en el cual el explicandum es una consecuencia lógicamente necesaria de las premisas explicativas. Por consiguiente, en las explicaciones de este tipo, las premisas expresan una condición suficiente de la verdad del explicandum. Este tipo de explicación ha sido estudiado intensamente desde la Antigüedad. Ha sido considerado como el paradigma de toda explicación “genuina”, y a menudo ha sido adoptado como la forma ideal a la cual deben tender todos los esfuerzos por hallar explicaciones. 2. Explicaciones probabilísticas. Muchas explicaciones, en prácticamente todas las disciplinas científicas, no tienen una forma deductiva, pues sus premisas explicativas no implican formalmente sus explicanda. Sin embargo, aunque las premisas sean lógicamente insuficientes para asegurar la verdad del explicandum, se dice que hacen a este último “probable”. Las explicaciones probabilísticas se presentan cuando las premisas explicativas contienen una suposición estadística acerca de algunas clases de elementos, mientras que el explicandum es un enunciado singular acerca de determinado individuo de esta clase. Se sostiene a veces que las explicaciones probabilísticas sólo son etapas intermedias y temporarias hacia el ideal deductivo y que no constituyen, por lo tanto, un tipo distinto. Todo lo que se debe hacer, se ha sugerido, es reemplazar las suposiciones estadísticas en las premisas de explicaciones probabilísticas por un enunciado estrictamente universal. Pero de hecho, es sumamente difícil, en muchas disciplinas, afirmar leyes estrictamente universales que no sean triviales y, por consiguiente, inútiles. A menudo, lo más que puede lograrse establecer con cierta garantía es una regularidad estadística. En consecuencia, no es posible ignorar las explicaciones probabilísticas, so pena de excluir del examen relativo a la interpretación importantes ámbitos de explicación. 3. Explicaciones funcionales o teleológicas. En muchos contextos de investigación las explicaciones adoptan la forma de la indicación de una o más funciones (o hasta disfunciones) que una unidad realiza para mantener o dar concreción a ciertas características de un sistema al cual pertenece dicha unidad, o de la formulación del papel instrumental que desempeña una acción al lograr cierto objetivo. Es posible distinguir dos tipos subsidiarios de explicación funcional. Puede buscarse una explicación funcional para un acto, estado o cosa particular que surge en un momento determinado. O alternativamente, puede darse una explicación funcional de un rasgo presente en todos los sistemas de un cierto tipo, sea cual fuere un rasgo presente en todos los sistemas de un cierto tipo. Hay dos ideas erróneas concernientes a las explicaciones teleológicas que hacen necesaria una breve observación. Es equivocado suponer que las explicaciones teleológicas sólo son inteligibles si las cosas y actividades explicadas de tal manera son agentes conscientes o productos de tales agentes. Es un error, también, suponer que las explicaciones teleológicas afirman tácitamente que el futuro actúa causalmente sobre el presente por el hecho de que tales explicaciones contienen referencias al futuro para explicar lo que ya existe.

1

4. Explicaciones genéticas. Está en discusión si constituye o no un tipo diferente. Las investigaciones históricas tratan con frecuencia de explicar por qué un objeto de estudio determinado tiene ciertas características describiendo de qué manera el objeto ha evolucionado a partir de otro anterior. Tales explicaciones son llamadas comúnmente “genéticas” y se las ha presentado tanto para entes animados como inanimados, tanto para características individuales como para características de grupo. La tarea de las explicaciones genéticas es determinar la secuencia de sucesos principales a través de los cuales un sistema originario se ha transformado en otro posterior. Las premisas explicativas de tales explicaciones, por lo tanto, contendrán necesariamente un gran número de enunciados singulares acerca de acontecimientos pasados en el sistema en investigación.

[Ernest Nagel, La estructura de la ciencia. Problemas de la lógica de la investigación científica, Editorial Paidos, 1981, pp. 2736.]

2

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->