Está en la página 1de 25

UNIVERSIDADES PÚBLICAS DE LA COMUNIDAD DE MADRID 

PRUEBA DE ACCESO A ESTUDIOS UNIVERSITARIOS (LOGSE) 
Curso 2006­2007 
MATERIA: LENGUA CASTELLANA Y LITERATURA II 

INSTRUCCIONES GENERALES Y VALORACIÓN 
El  alumno  deberá  escoger  una  de  las  dos  opciones  y  responder  a  todas  las  cuestiones  de  la  opción 
elegida en cada uno de sus apartados. La duración del examen será de una hora y media. 

OPCIÓN A 

DOÑA FRANCISCA.­ Haré lo que mi madre me manda, y me casaré con usted. 
DON DIEGO.­ ¿Y después, Paquita? 
DOÑA FRANCISCA.­ Después... y mientras me dure la vida, seré mujer de bien. 
DON DIEGO.­ Eso no  lo puedo  yo  dudar... Pero si usted  me  considera como  el  que  ha  de ser  hasta la  muerte su 
compañero  y  su  amigo,  dígame  usted,  estos  títulos  ¿no  me  dan  algún  derecho  para  merecer  de  usted  mayor 
confianza?  ¿No  he  de  lograr  que  usted  me  diga  la  causa  de  su  dolor?  Y  no  para  satisfacer  una  impertinente 
curiosidad, sino para emplear método en su consuelo, en mejorar su suerte, en hacerla dichosa, si mi conato y mis 
diligencias pudiesen tanto. 
DOÑA FRANCISCA.­ ¡Dichas para mí!... Ya se acabaron. 
DON DIEGO.­ ¿Por qué? 
DOÑA FRANCISCA.­ Nunca diré por qué. 
DON DIEGO.­ Pero ¡qué obstinado, qué imprudente silencio!... Cuando usted misma debe presumir que no estoy 
ignorante de lo que hay. 
DOÑA FRANCISCA.­ Si usted lo ignora, señor don Diego, por Dios no finja que lo sabe; y si, en efecto, lo sabe 
usted, no me lo pregunte. 
DON DIEGO.­ Bien está. Una vez que no hay nada que decir, que esa aflicción y esas lágrimas son voluntarias, hoy 
llegaremos a Madrid, y dentro de ocho días será usted mi mujer. 
DOÑA FRANCISCA.­ Y daré gusto a mi madre. 
DON DIEGO.­ Y vivirá usted infeliz. 
DOÑA FRANCISCA.­ Ya lo sé. 
DON DIEGO.­  Ve aquí  los  frutos  de  la  educación. Esto  es  lo  que se  llama criar bien a una  niña:  enseñarla a que 
desmienta y oculte las pasiones más inocentes con una pérfida disimulación. Las juzgan honestas luego que las ven 
instruidas  en  el  arte  de  callar  y  mentir.  Se  obstinan  en  que  el  temperamento,  la  edad  ni  el  genio  no  han  de  tener 
influencia alguna en sus inclinaciones, o en que su voluntad ha de torcerse al capricho de quien las gobierna. Todo se 
las permite, menos la sinceridad. Con tal que no digan lo que sienten, con tal que finjan aborrecer lo que más desean, 
con tal que se presten a pronunciar, cuando se lo manden, un sí perjuro, sacrílego, origen de tantos  escándalos, ya 
están  bien  criadas,  y  se  llama  excelente  educación  la  que  inspira  en  ellas  el  temor,  la  astucia  y  el  silencio  de  un 
esclavo. 
Leandro Fernández de Moratín, El sí de las niñas 

CUESTIONES 
1.  Determine las características lingüísticas y literarias del texto que se propone. ¿Qué tipo de texto es? (1,5 puntos) 
2.  Redacte un resumen del contenido del texto. (1 punto) 
3.  A partir del texto, exponga su opinión de forma argumentada sobre la situación de la mujer en la sociedad actual. 
(1,5 puntos) 
4.a Analice sintácticamente: 
Si usted lo ignora, señor don Diego, no finja que lo sabe. (2 puntos) 
4.b Explique el concepto de sinonimia . Proponga un sinónimo de aflicción y  otro de obstinarse según el significado 
que tienen en el texto. (1 punto) 
5.a La poesía de posguerra hasta los años 60 (incluidos). Principales tendencias, autores y obras. (2 puntos) 
5.b Haga una valoración crítica de la obra de la primera mitad del siglo XX (anterior a 1939) que ha leído. (1 punto)


INSTRUCCIONES GENERALES Y VALORACIÓN 

El  alumno  deberá  escoger  una  de  las  dos  opciones  y  responder  a  todas  las  cuestiones  de  la  opción 
elegida en cada uno de sus apartados. La duración del examen será de una hora y media. 

OPCIÓN B 

No se sorprenderán si les digo que el turismo es una de nuestras primeras industrias. Pero ¿adivinan qué 
sector hay cuyos servicios producen en España un porcentaje de riqueza similar al turístico? Pues nuestro 
idioma común. Sí, eso mismo, la lengua española. No es difícil entender el porqué: el idioma es un recurso 
aparentemente inmaterial, sin embargo, no hay actividad económica o mercantil donde no promedie. Dado 
que las comunicaciones se han desarrollado vertiginosamente en los últimos años, esos medios elementales 
de  comunicación  que  son  las  lenguas  se  han  instalado  en  el  centro  mismo  de  la  actividad  productiva  y 
comercial.  Es  más,  a  menudo  la  agilizan  porque  actúan  como  una  marca,  una  etiqueta,  una  imagen  que 
representa  un  ámbito  libre  de  las  fronteras  políticas  y  de  los  aranceles  que  trazan  los  Estados:  spanish, 
espagnol,  espanhol,  spagnolo,  spanisch,  spanska...  define  a  un  ámbito  internacional  de  12.207.000  km 2 
(solo superado por los ámbitos inglés, francés y ruso; unidos al nuestro, los cuatro abarcan lingüísticamente 
el 67% de la superficie terrestre), es asimismo un ámbito con cerca de 400 millones de hablantes natos, más 
60 millones de personas que lo hablan o estudian como segunda lengua, un código de comunicación que es 
oficial  en  numerosos  organismos  internacionales  y  cuya  actividad  negociadora  en  EEUU,  Europa  e 
Hispanoamérica  (por  orden  de  rentabilidad)  produce  unos  500.000  millones  de  dólares  anuales.  Un 
interesante producto, en fin, asociado a esa precisa marca y a esa precisa imagen: español. 
Una  gran  comunidad  lingüística  se  constituye  porque  previamente  se  ha  tejido  una  red  de  intereses 
económicos que fluyen mejor a través de un código común. Pero una vez establecida la lengua común, ésta 
se transforma en  valor estratégico de primer orden al  facilitar  la circulación del trato comercial. Hay una 
simbiosis entre economía  y  lengua. Éste es el caso de las grandes  lenguas comunes occidentales como el 
francés, el inglés, el alemán, el portugués y, por supuesto, el español: si nuestra lengua ha experimentado 
un desarrollo  multinacional  muy  considerable desde  mediados del  siglo XVIII hasta  hoy,  ha  sido porque 
los  hispanoamericanos  la  consideraron  como  la  única  lingua  franca  posible  para  el  desarrollo  humano  y 
económico de  sus  nacientes repúblicas en un  momento en que  sólo uno de cada tres americanos  hablaba 
español. 
Ramón Lodares, EL País, 19 de julio de 2004. 

CUESTIONES 

1.   Determine las características lingüísticas del texto que se propone. ¿Qué tipo de texto es? (1,5 puntos) 
2.  Redacte un resumen del contenido del texto. (1 punto) 
3.  A partir del texto, exponga su opinión de forma argumentada sobre la conveniencia de hablar más de 
una lengua en la sociedad actual. (1,5 puntos) 
4.a Analice sintácticamente: 
No se sorprenderán si les digo que el turismo es una de nuestras primeras industrias. (2 puntos) 
4.b. Analice la estructura morfológica de negociadora  y de multinacional e indique la categoría gramatical 
o clase de palabras a la que pertenece cada una. (1 punto) 
5.a  La Generación del 98: características, autores y obras representativos. (2 puntos) 
5.b Haga una valoración crítica de la obra del siglo XVIII que ha leído. (1 punto)


LENGUA CASTELLANA Y LITERATURA II 

CRITERIOS ESPECÍFICOS DE CORRECCIÓN 

I. INFORMACIÓN GENERAL 

Estructura  de  la  prueba.  La  prueba  consta  de  dos  textos  —uno  de  ellos  literario—,  con  un  juego  de 
preguntas  cada  uno  (opción  A  y  opción  B).  Cada  opción  contiene  siete  preguntas,  de  acuerdo  con  el 
modelo siguiente: 

1. Tipo de texto. (1,5 puntos) 
2. Resumen del texto. (1 punto) 
3. Opinión argumentada del alumno sobre un tema propuesto. (1,5 puntos) 
4a. Análisis sintáctico. (2 puntos) 
4b. Cuestión de carácter morfosintáctico / morfoléxico / semántico / de cultura lingüística. (1 punto) 
5a. Pregunta del programa de literatura de 2º de Bachillerato. (2 puntos) 
5b. Valoración crítica de una de las obras leídas por el alumno de cada uno de los periodos señalados 
(epígrafe  4 de los contenidos de 2º de Bachillerato del Currículo). (1 punto) 

Instrucciones. El alumno debe optar por uno de los dos textos con el consiguiente juego de preguntas. 

Tiempo. La duración del examen es de 1 hora y media. 

Puntuación.  La  prueba  se  califica  sobre  10.  En  cada  pregunta  figura  entre  paréntesis  la  puntuación 
máxima asignada. 

II. CRITERIOS DE CALIFICACIÓN DE LA PRUEBA. 

Las  preguntas  abarcarán  los  contenidos  esenciales  de  la  materia,  atendiendo  igualmente  a 
cuestiones de comprensión  y de  análisis crítico. A  este respecto, las preguntas 2  y 3 permiten que el 
alumno muestre su capacidad de síntesis, la facultad de exponer clara y ordenadamente sus ideas, así 
como su capacidad de argumentación. Se valorará también que el alumno se exprese de forma personal 
y  no  conteste  con  fórmulas  estereotipadas,  que  emita  opiniones  críticas  y  originales  expuestas  con 
coherencia y defendidas con rigor. 
Respecto de las preguntas 1 y 4 del modelo, el alumno deberá responder de manera concisa. En 
el caso de que sea posible más de una respuesta, se valorará que se presenten las distintas soluciones y 
que  se  razonen.  En  relación  con  las  cuestiones  referidas  a  la  tipología  del  texto,  se  valorará  que 
justifique sus respuestas con ejemplos del texto. 
Por lo que se refiere a las cuestiones 4 a y 4 b, de versar esta última sobre morfología y léxico, 
se  valorará  la  capacidad  de  reflexión  del  alumno  sobre  su  propia  lengua.  Se  valorará,  igualmente,  su 
conocimiento  de  los  conceptos  lingüísticos  básicos  y  el  empleo  apropiado  de  la  terminología 
gramatical. 
El modelo comprende una cuestión de literatura (pregunta 5). En su respuesta se valorarán los 
conocimientos del alumno, tanto los derivados de su estudio de la historia de la literatura, como los que 
pueda haber adquirido mediante sus lecturas. 
En el marco de los criterios establecidos con carácter general por la Comisión Interuniversitaria 
para  todas  las  materias,  se  reitera  la  importancia  de  la  corrección  de  la  expresión  escrita  en  esta 
materia,  además  de  calificar  la  prueba  de  acuerdo  con  el  contenido.  En  este  sentido,  se  valorará  la 
capacidad de redacción, manifestada mediante la exposición ordenada de las ideas, el correcto engarce 
sintáctico, la riqueza léxica y la matización expresiva. La ortografía será juzgada en su totalidad —


letras, tildes y signos de puntuación— y valorada dentro de la capacidad de expresión general del 
alumno. Hechas estas consideraciones, se establecen las normas siguientes: 

Ante  la  presencia  de  dos  faltas  de  ortografía,  se  deducirá  un  punto  de  la  calificación  del 
ejercicio;  ante  tres  faltas,  se  deducirán  dos  puntos.  La  calificación  máxima  de  los  ejercicios  que 
contengan cuatro o más faltas de ortografía no sobrepasará los tres puntos. 
Por  la  reiteración  de  faltas  de  acentuación  y  puntuación  se  podrá  deducir  un  punto  de  la 
calificación del ejercicio, según la apreciación del profesor que lo corrija.


UNIVERSIDADES PÚBLICAS DE LA COMUNIDAD DE MADRID
PRUEBA DE ACCESO A ESTUDIOS UNIVERSITARIOS (LOGSE)
Curso 2007-2008
MATERIA: LENGUA CASTELLANA Y LITERATURA II

INSTRUCCIONES GENERALES Y VALORACIÓN

El alumno deberá escoger una de las dos opciones y responder a todas las cuestiones de la opción
elegida en cada uno de sus apartados. La duración del examen será de una hora y media.

OPCIÓN A

Las letras, el alfabeto, la escala de las vocales, el niño, a la sombra de la madre, pájaro ligero por el
árbol de la gramática. Salta, va, viene, se equivoca de rama, vuelve a saltar, dice la a, la e, ríe con la i, se
asusta con la u, vive.
Por ahí empieza la historia, hijo, empieza la cultura, el mundo de los hombres, ese juego largo que
hemos inventado para aplazar la muerte. Las letras, insectos simpáticos y tenaces, juegan contigo como
hormigas difíciles. Estás empezando a pulsar las letras, las teclas de un piano que resuena en cinco o diez
mil años de historia.
Cada letra tiene un eco de lenguajes pasados, de idiomas milenarios, que tú despiertas inocentemente,
como cantando dentro de una catacumba. Eres el paleontólogo ingenuo de nuestro mundo de jeroglíficos.
Somos tus antepasados remotos, esfinges egipcias, dioses griegos, estatuas etruscas, dialectos nubios. Me
siento –ay– más del lado de la Antigüedad que del lado de tu vida reciente. Se me incorpora una cultura
de siglos que contempla impávida, fósil, tu pajareo alegre por sobre las losas del pasado. Cada letra es una
losa que pisas, cada palabra es una tumba. Estás jugando en el cementerio, como los niños de aquella
película, porque las palabras son cadáveres, enterramientos, embalsamientos de cosas. Tú, que eres
todavía del reino fresco de las cosas, te internas ahora, sin saberlo, en el reino sombrío de las palabras, de
los signos.
Francisco Umbral, Mortal y rosa.

CUESTIONES

1. Determine las características lingüísticas y literarias del texto que se propone. ¿Qué tipo de texto es?
(1,5 puntos)
2. Explique brevemente el contenido del texto. (1 punto)
3. A partir del texto, argumente por qué los jóvenes suelen preferir los medios audiovisuales a la lectura
de libros como fuente de información. (1,5 puntos)
4a. Analice sintácticamente:
Se incorpora una cultura de siglos que contempla impávida tu pajareo alegre. (2 puntos)
4b. Explique el significado que tienen en el texto las palabras impávida y sombrío. (1 punto)
5a. El Romanticismo. (2 puntos)
5b. Haga una valoración crítica de la obra de la segunda mitad del siglo XX que ha leído (posterior a
1939). (1 punto)
INSTRUCCIONES GENERALES Y VALORACIÓN

El alumno deberá escoger una de las dos opciones y responder a todas las cuestiones de la opción
elegida en cada uno de sus apartados. La duración del examen será de una hora y media.

OPCIÓN B

No importa que sea falsa o no la teoría que presentaba a la onomatopeya como origen del lenguaje.
Lo cierto es que el lenguaje se está originando cotidianamente desde la onomatopeya, imitando el sonido
de una cosa en el vocablo que se construye para significarla. Los ojos del niño no saben ver al gato o al
perro más que a través de los sonidos que les llegan como inseparables de la imagen y que se adelantan
en su vuelo a la propia figura animal, y por esto es el miau o el guau el vocablo que tiene más fuerza que
sus sinónimos de gato o perro, que suponen más avanzada elaboración cultural. Y junto al lenguaje
infantil −en el que tanto papel juegan las onomatopeyas−, cuando el apasionado o el poeta ocasional
sienten el trance de la inefabilidad discursiva, recurren a la onomatopeya, que casi siempre está cercana
al grito o a la interjección. Por eso el Romanticismo cultivaría la onomatopeya, porque los románticos
gritan y gesticulan, hablan en interjección, se atropellan al intentar expresar lo inefable, inventan desde
su apasionamiento, vuelven al lenguaje primitivo de sus nostalgias infantiles.

Antonio Gallego Morell, “La onomatopeya en el Romanticismo”,


Diez ensayos sobre literatura española.

CUESTIONES

1. Determine las características lingüísticas del texto que se propone. ¿Qué tipo de texto es?
(1,5 puntos)
2. Redacte un resumen del contenido del texto. (1 punto)
3. A partir del texto, exponga su opinión de forma argumentada sobre la importancia del lenguaje no
verbal en la comunicación diaria. (1,5 puntos)
4a. Analice sintácticamente:
Lo cierto es que el lenguaje se está originando cotidianamente desde la onomatopeya. (2 puntos)
4b. Determine la clase de palabras o categoría gramatical a que pertenecen inseparables y
apasionamiento, e indique su estructura morfológica. (1 punto)
5a. Tendencias principales de la poesía de posguerra (hasta la década de los sesenta incluida).
(2 puntos)
5b. Haga una valoración crítica de la obra de la primera mitad del siglo XX que ha leído (anterior a
1939). (1 punto)
LENGUA CASTELLANA Y LITERATURA II
CRITERIOS ESPECÍFICOS DE CORRECCIÓN

I. INFORMACIÓN GENERAL

Estructura de la prueba. La prueba consta de dos textos —uno de ellos literario—, con un juego de preguntas cada
uno (opción A y opción B). Cada opción contiene siete preguntas, de acuerdo con el modelo siguiente:

1. Tipo de texto. (1,5 puntos)


2. Resumen del texto. (1 punto)
3. Opinión argumentada del alumno sobre un tema propuesto. (1,5 puntos)
4a. Análisis sintáctico. (2 puntos)
4b. Cuestión de carácter morfosintáctico / léxico / semántico / de cultura lingüística. (1 punto)
5a. Pregunta del programa de literatura de 2º de Bachillerato. (2 puntos)
5b. Valoración crítica de una de las obras leídas por el alumno del período señalado. (1 punto)

Instrucciones. El alumno debe optar por uno de los dos textos con el consiguiente juego de preguntas.

Tiempo. La duración del examen es de 1 hora y media.

Puntuación. La prueba se califica sobre 10. En cada pregunta figura entre paréntesis la puntuación máxima
asignada.

II. CRITERIOS DE CALIFICACIÓN DE LA PRUEBA.

Las preguntas abarcarán los contenidos esenciales de la materia, atendiendo igualmente a cuestiones de
comprensión y de análisis crítico. A este respecto, las preguntas 2 y 3 permiten que el alumno muestre su capacidad
de síntesis, la facultad de exponer clara y ordenadamente sus ideas, así como su capacidad de argumentación. Se
valorará también que el alumno se exprese de forma personal y no conteste con fórmulas estereotipadas, que emita
opiniones críticas y originales expuestas con coherencia y defendidas con rigor.
Respecto de las preguntas 1 y 4 del modelo, el alumno deberá responder de manera concisa. En el caso de
que sea posible más de una respuesta, se valorará que se presenten las distintas soluciones y que se razonen. En
relación con las cuestiones referidas a la tipología del texto, se valorará que justifique sus respuestas con ejemplos
del texto.
Por lo que se refiere a las cuestiones 4 a y 4 b, de versar esta última sobre morfología y léxico, se valorará
la capacidad de reflexión del alumno sobre su propia lengua. Se valorará, igualmente, su conocimiento de los
conceptos lingüísticos básicos y el empleo apropiado de la terminología gramatical.
El modelo comprende una cuestión de literatura (pregunta 5). En su respuesta se valorarán los
conocimientos del alumno, tanto los derivados de su estudio de la historia de la literatura, como los que pueda
haber adquirido mediante sus lecturas.
En el marco de los criterios establecidos con carácter general por la Comisión Interuniversitaria para todas
las materias, se reitera la importancia de la corrección de la expresión escrita en esta materia, además de calificar la
prueba de acuerdo con el contenido. En este sentido, se valorará la capacidad de redacción, manifestada mediante la
exposición ordenada de las ideas, el correcto engarce sintáctico, la riqueza léxica y la matización expresiva. La
ortografía será juzgada en su totalidad —letras, tildes y signos de puntuación— y valorada dentro de la
capacidad de expresión general del alumno. Hechas estas consideraciones, se establecen las normas siguientes:
Ante la presencia de dos faltas de ortografía, se deducirá un punto de la calificación del ejercicio; ante
tres faltas, se deducirán dos puntos. La calificación máxima de los ejercicios que contengan cuatro o más faltas
de ortografía no sobrepasará los tres puntos. Cuando se repita la misma falta de ortografía se contará como una
sola.
Por la reiteración de faltas de acentuación y puntuación se podrá deducir un punto de la calificación del
ejercicio, según la apreciación del profesor que lo corrija.
UNIVERSIDADES PÚBLICAS DE LA COMUNIDAD DE MADRID 
PRUEBA DE ACCESO A ESTUDIOS UNIVERSITARIOS (LOGSE) 
Curso 2006­2007 
MATERIA: LENGUA CASTELLANA Y LITERATURA II 

INSTRUCCIONES GENERALES Y VALORACIÓN 
El  alumno  deberá  escoger  una  de  las  dos  opciones  y  responder  a  todas  las  cuestiones  de  la  opción 
elegida en cada uno de sus apartados. La duración del examen será de una hora y media. 

OPCIÓN A 

¡Qué  hermosa  eres,  amada  mía,  qué  hermosa  eres!  Tus  ojos  son  palomas,  y  perdóname  que  insista, 
Mario, que a lo mejor me pongo inclusive pesada, pero no es una bagatela eso, que para mí, la declaración 
de amor, fundamental, imprescindible, fíjate, por más que tú vengas con que son tonterías. Pues no lo son, 
no son tonterías, ya ves tú, que, te pones a ver, y el noviazgo es el paso más importante en la vida de un 
hombre  y  de  una  mujer,  que  no  es  hablar  por  hablar,  y,  lógicamente,  ese  paso  debe  de  ser  solemne,  e, 
inclusive, si me apuras, ajustado a unas palabras rituales, acuérdate de lo que decía la pobre mamá, que en 
paz  descanse.  Por  eso,  por  mucho  que  él  la  defienda,  y  por  voces  que  dé,  no  me  seduce  la  fórmula  de 
Armando de salir cuatro tardes juntos y retenerle un buen rato la mano para considerarse comprometidos. 
Eso  será  un  compromiso  tácito  si  quieres,  pero  si  me  preguntaran  a  mí,  no  me  mordería  la  lengua,  te  lo 
aseguro, que yo me mantendría en mis trece, Esther y Armando se han casado prácticamente sin ser novios 
antes, de golpe y porrazo, tal como suena, cosa que, bien mirado, ni moral me parece. Es lo mismo que si 
un hombre pretendiera ser marido de una mujer por ponerle la mano encima, equilicual, que el matrimonio 
será un Sacramento y todo lo que tú quieras, pero el noviazgo, cariño, es la puerta de ese Sacramento, que 
no es una nadería, y hay también que formalizarlo, que ya sé que fórmulas hay muchísimas, montones, qué 
me vas a decir a mí, desde el “te quiero” al “me gustaría que fueses la madre de mis hijos” con todo lo cursi 
que sea, figúrate, de sorche y de criada, pero, a pesar de todo es una fórmula, y, como tal, me vale. 
Miguel Delibes, Cinco horas con Mario 

CUESTIONES 
1.  Determine  las características  lingüísticas  y  literarias del texto que se propone.  ¿Qué tipo de texto es? 
(1,5 puntos) 
2.  Redacte un resumen del contenido del texto. (1 punto) 
3.  A partir del texto, exponga su opinión de forma argumentada sobre el cambio de hábitos sociales en las 
relaciones de pareja. (1,5 puntos) 
4.a Analice sintácticamente: 
Acuérdate de lo que decía la pobre mamá, que en paz descanse. (2 puntos) 
4.b. Explique el significado en el texto de los modismos morderse la lengua  y mantenerse en sus trece (1 
punto) 
5.a.  Tendencias del teatro anterior a 1936. (2 puntos) 
5.b Haga una valoración crítica de la obra del siglo XIX que ha leído. (1 punto)


INSTRUCCIONES GENERALES Y VALORACIÓN 
El  alumno  deberá  escoger  una  de  las  dos  opciones  y  responder  a  todas  las  cuestiones  de  la  opción 
elegida en cada uno de sus apartados. La duración del examen será de una hora y media. 

OPCIÓN B 

Pero hay todavía una última razón, entre las que a mí se me ocurren, que abona la utilidad de la diversión 
artística  en  los  hombres  de  ciencia,  y  es  la  ventaja  del  uso  literario  del  lenguaje  para  lograr  la  exacta 
expresión  científica.  Es  evidente  que  un  buen  escritor,  si  es  además  un  sabio,  posee  el  instrumento  de 
expresión de su sabiduría en mayor medida que el que escribe obscuramente. Y, en la ciencia, la forma con 
que se reviste la verdad forma parte de la verdad misma. No es, pues, cualidad accesoria, sino esencial. La 
verdad es, por sí misma, por definición, clara, y el arte de la claridad es, por consiguiente, factor científico 
de  primera  categoría.  La  mutua  influencia  entre  la  ciencia  y  el  arte  es  doble.  La  literatura  científica,  que 
tiene que ser, por fuerza, exacta, diáfana, elemental, es el gran modelo para la retórica del escritor de oficio. 
Se ha dicho y es cierto, y yo lo he repetido muchas veces, que a ciertos literatos les curaría la redacción del 
pensamiento científico de su propensión a ser gárrulos* e imprecisos. Pero es también importante la ventaja 
inversa,  la que obtendrían  los  hombres de ciencia de una disciplina  literaria. La  belleza puede, en  efecto, 
subsistir a pesar del desorden, de la desproporción, de la obscuridad en una obra literaria; mientras que la 
verdad, que es el argumento de la obra científica, exige la transparencia, el orden y la esquemática armonía. 
Un escritor claro es, sin quererlo, maestro de la ciencia de la verdad, y, por lo tanto, hombre de ciencia. 
Gregorio Marañón, La Medicina y nuestro tiempo 

*gárrulo: persona habladora o charlatana. 

CUESTIONES 
1.  Determine las características lingüísticas del texto que se propone. ¿Qué tipo de texto es? (1,5 puntos) 
2.  Redacte un resumen del contenido del texto. (1 punto) 
3.  A  partir  del  texto,  exponga  su  opinión  de  forma  argumentada  sobre  la  complementariedad  de  la 
formación humanística y científica. (1,5 puntos) 
4.a Analice sintácticamente: 
Se  ha  dicho  que  a  ciertos  literatos  les  curaría  la  redacción  del  pensamiento  científico  de  su 
propensión a la imprecisión. (2 puntos) 
4.b. El español de América. (1 punto) 
5.a. La novela de la Generación del 98.  (2 puntos) 
5.b Haga una valoración crítica de la obra del siglo XVIII que ha leído. (1 punto)


LENGUA CASTELLANA Y LITERATURA II 

CRITERIOS ESPECÍFICOS DE CORRECCIÓN 

I. INFORMACIÓN GENERAL 

Estructura  de  la  prueba.  La  prueba  consta  de  dos  textos  —uno  de  ellos  literario—,  con  un  juego  de 
preguntas  cada  uno  (opción  A  y  opción  B).  Cada  opción  contiene  siete  preguntas,  de  acuerdo  con  el 
modelo siguiente: 

1. Tipo de texto. (1,5 puntos) 
2. Resumen del texto. (1 punto) 
3. Opinión argumentada del alumno sobre un tema propuesto. (1,5 puntos) 
4a. Análisis sintáctico. (2 puntos) 
4b. Cuestión de carácter morfosintáctico / morfoléxico / semántico / de cultura lingüística. (1 punto) 
5a. Pregunta del programa de literatura de 2º de Bachillerato. (2 puntos) 
5b. Valoración crítica de una de las obras leídas por el alumno de cada uno de los periodos señalados 
(epígrafe  4 de los contenidos de 2º de Bachillerato del Currículo). (1 punto) 

Instrucciones. El alumno debe optar por uno de los dos textos con el consiguiente juego de preguntas. 

Tiempo. La duración del examen es de 1 hora y media. 

Puntuación.  La  prueba  se  califica  sobre  10.  En  cada  pregunta  figura  entre  paréntesis  la  puntuación 
máxima asignada. 

II. CRITERIOS DE CALIFICACIÓN DE LA PRUEBA. 

Las  preguntas  abarcarán  los  contenidos  esenciales  de  la  materia,  atendiendo  igualmente  a 
cuestiones de comprensión  y de  análisis crítico. A  este respecto, las preguntas 2  y 3 permiten que el 
alumno muestre su capacidad de síntesis, la facultad de exponer clara y ordenadamente sus ideas, así 
como su capacidad de argumentación. Se valorará también que el alumno se exprese de forma personal 
y  no  conteste  con  fórmulas  estereotipadas,  que  emita  opiniones  críticas  y  originales  expuestas  con 
coherencia y defendidas con rigor. 
Respecto de las preguntas 1 y 4 del modelo, el alumno deberá responder de manera concisa. En 
el caso de que sea posible más de una respuesta, se valorará que se presenten las distintas soluciones y 
que  se  razonen.  En  relación  con  las  cuestiones  referidas  a  la  tipología  del  texto,  se  valorará  que 
justifique sus respuestas con ejemplos del texto. 
Por lo que se refiere a las cuestiones 4 a y 4 b, de versar esta última sobre morfología y léxico, 
se  valorará  la  capacidad  de  reflexión  del  alumno  sobre  su  propia  lengua.  Se  valorará,  igualmente,  su 
conocimiento  de  los  conceptos  lingüísticos  básicos  y  el  empleo  apropiado  de  la  terminología 
gramatical. 
El modelo comprende una cuestión de literatura (pregunta 5). En su respuesta se valorarán los 
conocimientos del alumno, tanto los derivados de su estudio de la historia de la literatura, como los que 
pueda haber adquirido mediante sus lecturas. 
En el marco de los criterios establecidos con carácter general por la Comisión Interuniversitaria 
para  todas  las  materias,  se  reitera  la  importancia  de  la  corrección  de  la  expresión  escrita  en  esta 
materia,  además  de  calificar  la  prueba  de  acuerdo  con  el  contenido.  En  este  sentido,  se  valorará  la 
capacidad de redacción, manifestada mediante la exposición ordenada de las ideas, el correcto engarce 
sintáctico, la riqueza léxica y la matización expresiva. La ortografía será juzgada en su totalidad —


letras, tildes y signos de puntuación— y valorada dentro de la capacidad de expresión general del 
alumno. Hechas estas consideraciones, se establecen las normas siguientes: 

Ante  la  presencia  de  dos  faltas  de  ortografía,  se  deducirá  un  punto  de  la  calificación  del 
ejercicio;  ante  tres  faltas,  se  deducirán  dos  puntos.  La  calificación  máxima  de  los  ejercicios  que 
contengan cuatro o más faltas de ortografía no sobrepasará los tres puntos. 
Por  la  reiteración  de  faltas  de  acentuación  y  puntuación  se  podrá  deducir  un  punto  de  la 
calificación del ejercicio, según la apreciación del profesor que lo corrija.

También podría gustarte